Issuu on Google+

Año XI. Número 136 Independencia siempre, neutralidad jamás Fecha: Noviembre, 2008 Editor: Javier Mireles O.

Cooperación: $2.00 San Fco. del Rincón, Gto.

e-mail: javomir@latinmail.com


EDITORIAL .

.

La ilusión de Obama El triunfo de Barack Hussein Obama ha sido presentado como la victoria del cambio y la ilusión. Toda la carrera política de Obama ha estado marcada por la búsqueda de su propio acomodamiento en las instituciones y el sistema actual, más que a buscar cualquier transformación del mismo. Editorial: la ilusión de Obama, 2; El triunfo de Obama ha estado basado en vaComplicidad lucrativa, 3; La perra rios pilares. Una campaña casi “perfecta” (uso guerra, 5; Pido disculpas, 5 de Internet, movilización de voluntarios, markeMunicipal: Partido Judicial ting), las grandes dotes comunicativas (como cuestionado, 8 orador y escritor) del candidato, las grandes suEstatal: Limosnotas, 9 mas de donaciones y dinero que ha recibido (claves en las primarias) y una coyuntura polítiNacional: Cúpula tocada, 10 ca y económica favorable (la crisis financiera de Internacional: Barack Obama, 16; septiembre, cuando las encuestas auguraban un El lastre imperialista, 21 vuelco favorable a McCain y, ser el candidato anti-Bush). Análisis: Lecciones para El hecho de que se convierta en el primer recordar, 22 presidente negro de Estados Unidos es un factor Petróleo: Pemex: privatización en importante, pero los que tenían esperanzas en un curso, 24 cambio profundo pueden esperar sentados. Los Opinión: La crisis de la que poco discursos de Obama no varían en el fondo de lo se habla, 26 que han defendido sus antecesores en el cargo, y su oposición a Bush era táctica, más que objeRevolución: Comunicado del FAR, 27 ciones morales o éticas. Lo han señalado algunas voces críticas en Teología de la Liberación: TeoloEstados Unidos: “Obama ha sido el candidato gía de la Liberación: 40 años, 28 de las clases dominantes”. Los que manejan la Columnas: Volviendo a la vaca polí-tica y la economía en el país impedirían fría, 31; Esperanzas y utopías, 32 que cualquiera que ponga en duda la “jerarquía do-minante y sus doctrinas” llegara a la Casa Blanca. Y Obama ha recibido ingentes donaciones económicas de esos sectores, así como el apoyo de los grandes medios de comunicación. La anécdota de color, con un presidente negro en la Casa Blanca, no significará una mejora sustancial para la minoría negra, ni el racismo estructural que domina la sociedad cambiará. El futuro presidente de Estados Unidos, definido con ironía como “republicrata” (por su capacidad por absorber los discursos de los dos partidos mayoritarios y dominantes) protegerá los privilegios de las elites y de las poderosas corporaciones, todas ellas dominadas mayoritariamente por blancos. A partir de ahora el color del dinero en Estados Unidos será el verde del dólar, el de su presidente, negro, pero el de la Casa Blanca y sus pilares seguirán siendo blancos. La obamanía y las ilusiones que se han creado se irán diluyendo en los próximos meses, dando paso a la fotografía completa de este “histórico acontecimiento”. (Texto de Txente Rekondo, rebelión, 5/XI/08). génesis 136 -2Noviembre, 2008


Complicidad lucrativa Una larga historia de irregularidades, abusos y complicidades es el legado público de Juan Camilo Mouriño Terrazo. Los negocios que el secretario de Gobernación hizo al amparo del poder, sobre todo en los dos años en que formó parte del gobierno de su amigo Felipe Calderón, es apenas lo más visible de su vida como funcionario. Detrás hubo un político que lo mismo se valió del espionaje y el sabotaje, del uso faccioso de los recursos públicos y de la manipulación electoral. Mouriño fue consejero que terminó por secuestrar a Calderón y generar discordias en su círculo cercano, incluido el PAN. Muchos de quienes hoy lo lloran, hasta hace muy poco se quejaban de su voracidad. Las empresas de la familia del extinto secretario tienen cerca de 170 contratos con varias dependencias del gobierno, un número que duplica lo conocido hasta ahora. El 70% fueron firmados en estos dos años del gobierno de Felipe Calderón. Con Pemex, el IMSS, el ISSSTE, Diconsa. Los más jugosos desde luego, son los de Petróleos Mexicanos. En esas empresas, Juan Camilo aparece como socio activo o tesorero. Está en los contratos firmados. El conflicto de interés sigue vigente hasta el día de hoy. La pregunta es quién lo solapó y a cambio de qué. Quien apadrinó a la familia Mouriño fue Carlos Hank González, el prototipo en México del político convertido en empresario bajo el cobijo del poder: “La introducción de los Mouriño a los negocios de transporte de gasolina se dio de la mano de Hank González. En ese entonces, los contratos de transportación de hidrocarburos eran un monopolio que tenía Hank. Sólo se podía entrar con el permiso del profesor. Esa fue la cuna en que nació”, dice la periodista Anabel Hernández. Sus empresas fueron en paralelo a su carrera política. Entre más avanzaba, más contratos había. Se sabía impune. La carrera de Juan Camilo fue utilizada por su familia; de hecho fue su padre quien lo impulsó al principio. En pocos años pasó de diputado local a diputado federal, luego a subsecretario, jefe de la Oficina de la Presidencia de la República y finalmente a secretario de Gobernación. Fuera de su diputación en Campeche, siempre estuvo cobijado por Calderón. Llama la atención sobremanera por qué pese a que distintos actores políticos, incluso del propio PAN, hacían críticas muy fuertes respecto al papel de Juan Camilo y pese a las sugerencias de que debía renunciar, Calderón lo cobijaba y solapaba cuanto hacía. En noviembre de 2005, cuando Calderón ya era candidato presidencial y estaba muy en desventaja respecto de López Obrador, el ahora presidente de facto y Mouriño decidieron realizar operaciones de espionaje y sabotaje contra la campaña de López Obrador. Fue entonces cuando Genaro García Luna entró a escena y formaron la tríada que los llevó a “ganar” la Presidencia. -3génesis 136


El operador de la estrategia fue Mouriño. Hubo mucha precisión, por la operación política que hizo tras bambalinas. Lo menos que se puede decir, es que Mouriño fue un individuo siniestro. Fue desde Los Pinos que se orquestó una elección de Estado, además de que el equipo de Calderón decidió tomar medidas radicales para ganar la presidencia, como el espionaje y el sabotaje a la campaña de López Obrador. Es difícil saber quién concibió esas acciones, pero quien orquestó y dirigía era Mouriño. En el caso del espionaje se habla de centenas de grabaciones, no sólo de la oposición, sino al propio equipo de campaña. Manuel Espino (entonces presidente del PAN) cuenta en su libro Señal de alerta que él sufrió espionaje. Eso le tocaba a García Luna. El sabotaje, a otras personas. Muchos de esos actores ahora están metidos en áreas clave del gobierno federal. Y García Luna es uno de los personajes cuestionado desde el sexenio pasado por sus presuntos vínculos con la delincuencia organizada cuando era director de la AFI. “Hubo pruebas que se le entregaron a Felipe Calderón y que pasaron por las manos de Mouriño. Fueron fotografías y videos que lo comprometían a él (García Luna) y a su equipo con el crimen organizado desde el sexenio de Fox. Se esperaba que ya no estuvieran en la nueva administración, por lo que a muchos sorprendió que ascendieran hasta la Secretaría de Seguridad Pública”, afirma la periodista Anabel Hernández, autora del libro Los cómplices del presidente. Fueron los dos hombres más cercanos y con más influencia en Calderón, pero al mismo tiempo los secretarios más polémicos del gabinete. Lo que queda claro es que ellos no son la enfermedad. Son el síntoma de la misma. El verdadero responsable de la actuación y permanencia nociva de estos personajes es Felipe Calderón. Durante la precampaña, Mouriño actuaba usando las artimañas del viejo PRI y de la guerra sucia para ganar a como diera lugar lo que se proponía. Así fue la etapa de la contienda interna del PAN. Sus contendientes criticaron la compra de votos y la manipulación de padrones y de programas sociales para hacer que Felipe Calderón ganara la contienda interna. Juan Camilo explotó al Cisen para su provecho político. Lo utilizó desde antes de su cargo en la Secretaría de Gobernación. Incluso antes de que Calderón asumiera la Presidencia de la República. El Cisen fue parte de toda la operación de la campaña. Estas etapas de Mouriño son de las que hoy no se habla en los discursos luctuosos, lo cual no significa que no hayan existido. Muchos de los que hoy lamentan su ausencia, hace muy poco tiempo se quejaban de su voracidad. Quería intervenir en todo, en el partido, en las secretarías; él quería hacer todo, con la anuencia de Calderón. Incluso llegó a decir: “Por qué me atacan mis compañeros del gabinete si saben que somos socios”. Calderón está cegado por la amistad o por la complicidad. Quizá es él a quien más le conviene que con esa muerte se haya enterrado todo lo que hicieron juntos. La sociedad mexicana se génesis 136 7 -4Noviembre, 2008


merece la verdadera historia de Juan Camilo Mouriño. Pretender que su muerte esconda o desaparezca lo que este hombre ha significado en estos dos años de crisis política en México sería injusto para la historia del país. (Texto de Jorge Carrasco, proceso no. 1671).

La perra guerra Hay historias que llegan al corazón, estremecen, descolocan, marcan. La sargento estadounidense Gwen Beberg combatía el pasado mes de mayo en Irak cuando en un vertedero de Bagdad descubrió, sola y asustada, a Ratchet. Sintió algo muy especial, inexplicable. La tomó en sus brazos y supo, al instante, que acababa de cambiar su vida, sus vidas. Nadie, nada, ni siquiera la guerra, podría separarlas. Los militares tienen prohibido, por seguridad, mezclarse con los lugareños así que Beberg tuvo que dejar a su amiga iraquí con una oenegé hasta que ambas pudieran abandonar el país. Hace un mes, de vuelta en casa, la sargento contó desconsolada que habían rechazado su solicitud para que regresaran juntas. La noticia conmocionó en Estados Unidos. Más de 30 mil personas firmaron un escrito en internet para que el Ejército permitiera el reencuentro. Por unos días, la macabra ocupación de Irak, ahora silenciada y olvidada, recuperó protagonismo en los grandes medios. La insólita aventura de Gwen y Ratchet, todos sus detalles, inundó titulares y portadas. La presión mediática fructificó y, después de tres vuelos y dos días de viaje, y con la guerra en otra parte, ambas por fin volvieron a achucharse. Hay historias descorazonadoras. Ratchet, una perra vagabunda iraquí, aterriza en Estados Unidos con rango de heroína y estrella. Su ángel de la guarda, criminal de guerra, cualquier día de éstos será condecorada. Mientras, Irak, el país con más peticiones de asilo del mundo, se desangra y hunde abandonada a su negra y mala suerte. ¡Sálvese quien pueda! El mejor amigo del hombre, los perros y las perras, las mascotas, primero. (Texto de Gorka Andraka, gara, 25/X/08).

Pido disculpas Estoy gravemente enfermo. Me gustaría manifestar públicamente mis excusas a todos los que confiaron ciegamente en mí. Creyeron en mi presunto poder de multiplicar fortunas. Depositaron en mis manos el fruto de años de trabajo, de economías familiares, el capital de sus emprendimientos. Pido disculpas a quien mira a sus economías evaporase por las chimeneas virtuales de las bolsas de valores, así como a aquellos que se encuentran asfixiados por la imposibilidad de pagar, los intereses altos, la escasez de crédito, la proximidad de la recesión. Sé que en las últimas décadas extrapolé mis propios límites. Me convertí en el rey Midas, creé alrededor mío una legión de devotos, como si yo tuviese poderes divinos. Mis apóstoles -los economistas neoliberales- salieron por el mundo a pregonar que la salud financiera de los países estaría tanto mejor cuanto más ellos se arrodillasen a mis pies. Hice que gobiernos y opinión pública creyeran que mi éxito sería proporcional a mi libertad. Me desaté de las amarras de la producción y del Estado, de las leyes y de la moralidad. Reduje todos los valores al casino global de las bolsas, transformé el crédito en producto de consumo, convencí a una parte significativa de la humanidad de que yo sería capaz de operar el milagro de -5génesis 136


hacer brotar dinero del propio dinero, sin el lastre de bienes y servicios. Abracé la fe de que, frente a las turbulencias, yo sería capaz de auto-regularme, como ocurría con la naturaleza antes de que su equiliEl gobierno de Bush hizo dos cosas. Modificó el sistema fiscal en un brio fuera afectado sentido muy regresivo, con fuertes bajas en los impuestos sobre las rentas más elevadas, los dividendos y las ganancias de capital. Ello por la acción predabenefició a los más ricos y al mismo tiempo redujo los fondos disponibles toria de la llamada para las políticas públicas y la ayuda a los más necesitados. Podemos civilización. Me estimar que entre el 35 y el 40 por ciento de las reducciones de vol-ví omnipotente, impuestos de Bush han beneficiado a las personas que ganan más de me supuse 300 mil dólares por año, lo que representa una redistribución importante omnisciente, me a favor de aquellos que son justamente los que mejor están en condiciones de pagar impuestos. El gobierno de Bush, por otro lado, impuse al plane-ta aceleró la perdida de poder de negociación de los asalariados, como omniprereduciendo muy fuerte toda posibilidad de organización sindical. sente. Me globalicé. Para luchar contra esta situación social degradada en principio hay que Llegué a no dorponer en marcha un sistema de seguro sanitario que cubra a toda la mir nunca. Si la población. Todos los países avanzados lo tienen. Y la ausencia de Bol-sa de Tokio cobertura social representa una de las primeras causas de la desigualdad y de la pérdida de movilidad social. Luego, es preciso callaba por la noche, establecer un mejor sistema educativo, lo que pasa por reformas, pero allá estaba yo exige igualmente de nuevos recursos. En fin, es necesario acrecentar el eufórico en la de poder de negociación de los asalariados, facilitando la formación de São Paulo; si la de sindicatos. La declinación del movimiento sindical no resulta de una Nueva York cerraba tendencia inevitable a largo plazo: más de la mitad de la pérdida de a la baja, yo me poder de los sindicatos tuvo lugar durante la era de Reagan. Todo esto permitiría aumentar el número de empleos y las rentas destinadas a la recompensaba con clase media. Podríamos hacer una larga lista de medidas, sin embargo, el alza de Lon-dres. pienso que poner en marcha una cobertura universal de salud, que es Mi proclama en algo que se puede hacer, es una prioridad y representaría un gran paso Wall Street hizo de adelante. su apertura una Sin embargo, los Estados Unidos continúan siendo un lugar privilegiado liturgia televisada para el 5 por ciento de los más ricos. Las rentas de los dirigentes son elevadas. Es una sociedad abierta. Nosotros tratamos muy bien a para todo el orbe nuestras elites. Como académico, siempre me ha sorprendido la apertura terrestre. Me transy la competitividad del mundo intelectual norteamericano en relación al formé en la relativamente más cerrado de Europa, aunque últimamente ha mejorado. cornuco-pia de cuya Pero vivimos también de nuestros laureles. Los Estados Unidos han sido, boca muchos creían de lejos, los primeros en adaptar las nuevas tecnologías. Esto ya no es que habría siempre verdad. Nosotros registramos ahora un cierto retraso en relación a otros países. Una buena parte de la fuerza económica actual de Estados de chorrear riqueza Unidos no es más que el eco del avance que nosotros tuvimos en los fá-cil, inmediata, años 90. abun-dante. Paul Krugman, profesor de economía de la universidad de Pido disculpas Princeton y columnista del diario New York Times, por haber engañado Premio Nobel de economía 2008, rebelión, 20/X/08. a tantos en tan poco tiempo; en especial a los economistas que mucho se esforzaron para intentar inmunizarme de las influencias del Estado. Sé que, ahora, sus teorías se derriten como sus acciones, y el estado de depresión en que viven se compara al de los bancos y de las grandes empresas. génesis 136 -6Noviembre, 2008


Sufrí un colapso. Los paradigmas que me sustentaban fueron engullidos por el imprevisible agujero negro de la falta de crédito. La fuente se secó. Con las sandalias de la humildad en los pies, ruego al Estado que me proteja de un deceso vergonzoso. No puedo soportar la idea de que yo, y no una revolución de izquierda, sea el único responsable por la progresiva estatización del sistema financiero. No puedo imaginarme tutelado por los gobiernos, como en los países socialistas. Justo ahora que los bancos centrales, una institución pública, ganaban autonomía en relación a los gobiernos que los crearon y tomaban asiento en la cena de mis cardenales, ¿que es lo que veo? Se desmorona toda la cantaleta de que fuera de mí, no había salvación. Pido disculpas anticipadas por la quiebra que se desencadenará en este mundo globalizado. ¡Adiós al crédito consignado! Los intereses subirán en la proporción de la inseguridad generalizada. Cerrados los grifos del crédito, el consumidor se armará de cautela y las empresas padecerán la sed de capital; obligadas a reducir la producción, harán lo mismo con el número de trabajadores. Países exportadores, como Brasil, tendrán menos clientes del otro lado de la barra; por lo tanto, traerán menos dinero hacia sus arcas internas y necesitarán repensar sus políticas económicas. Pido disculpas a los contribuyentes de los países ricos que ven cómo sus impuestos sirven de boya de salvación de bancos y financieras, fortuna que debería ser invertida en derechos sociales, preservación ambiental y cultura. Yo, el mercado, pido disculpas por haber cometido tantos pecados y, ahora, transferir a ustedes el peso de la penitencia. Sé que soy cínico, perverso, ganancioso. Sólo me resta suplicar que el Estado tenga piedad de mí. (Texto de Frei Betto, Alai-amlatina, rebelión, 25/X/08). -7génesis 136


MUNICIPAL

.

Partido Judicial cuestionado La mesa directiva del Colegio de Abogángsters tomó formalmente protesta el pasado 25 de septiembre, después de una serie de amagos por parte de su anterior presidente, el nada confiable, Raturo Ángel, quien tardó meses y meses para dejar “tan digno cargo”. En la ceremonia se contó con la participación de lo más granado de la mafia política municipal, abogángsters y jurisconsultos -que, ojo, no son lo mismo-, burócratas del Partido Judicial, líderes de opinión, autoridades y, representantes del poder hoy innombrable: el narco. En su discurso, el nuevo presidente del organismo colegiado que agrupa no sólo a amigos de lo ajeno y a individuos duchos en retorcimientos de la ley, sino a destacados estudiosos del Derecho, jurisconsultos renovados por obra y gracia de los nuevos tiempos “que exigen un nuevo compromiso y una nueva actitud”, pidió no sólo cambios en la aplicación de justicia en el Partido Judicial de Sanpa -sin precisar exactamente si esos cambios tienen que ver con la interpretación de las leyes, con “mezquindades” por parte de ciertos jueces o secretarios de acuerdos, con instalaciones “impropias” o, simplemente lanzó la piedra para esconder la intención de hacia quiénes iban dirigidos sus dardos-: el Juzgado Penal está saturado y es deprimente el espacio en que labora el personal, en el Juzgado Menor Mixto de Purísima no hay disposición ni rectitud y, “se trabaja con ilegalidad”. Nótese la falta de pericia por parte del Jefe Solano -personaje designado por dedazo y estrechamente ligado al que se fue, es decir, a Raturo Ángel-: decir que un juzgado trabaja con ilegalidad es una desmesura, por decir lo menos; el Jefe Solano no tuvo el valor civil de señalar con precisión en qué consiste esa ilegalidad, ¿será que es más fácil hablar con vaguedades que ir al grano y puntualmente nombrar una a una las irregularidades con que la juez y su personal laboran en el juzgado mencionado? ¿No será que el Jefe Solano quiso balconear a la juez, como cobro de una vieja rencilla, sin advertir que fue él, quien a falta de argumentos quedó en la orfandad intelectual? Es evidente que pretendió subsanar sus deficiencias como abogado y arrojar la carga de tales deficiencias a una juez que, por lo visto, ha sentenciado en más de una vez en contra del hoy Jefe de abogángsters. Lo anterior demuestra dos cosas: a) si se queja de la juez por supuesta parcialidad, es porque sus demandas no han prosperado debido a la falta de los correctos elementos de juicio y de la mala aplicación de argumentos jurídicos que las hagan sólidas; y b) suponiendo que fuera al contrario, es decir, por un conflicto personal entre la juez y el Jefe, aquélla ha sido parcial hacia la parte contraria de éste; sin embargo, para eso existen otras instancias: la queja por escrito ante el Supremo Tribunal de Justicia (STJ), la apelación y hasta el amparo, dependiendo de si se trata de un incidente dentro del litigio o contra una sentencia definitiva. Por eso, la presidenta del Supremo Tribunal de Justicia, Ma. Raquel Barajas M., con mayor tacto respondió que “la correcta impartición de justicia es responsabilidad tanto de los abogados como de quienes laboran en el Poder Judicial”. Y, para terminar, el Jefe apeló al paternalismo soltando la siguiente perla: “A la magistrado le digo que nos sentimos desprotegidos y desatendidos en el ejercicio de la profesión… En usted está realizar un acto de justicia y cambio verdadero en nuestro Partido Judicial”. Pero, lo dicho, al Colegio de Abogángsters sólo le importa lo que a sus intereses conviene: “sentirse protegidos por el Poder Judicial”. Que lo demás se vaya al carajo. Por ejemplo, ¿qué ha dicho el Colegio sobre las irregularidades en Seguridad Pública? ¿Se han preocupado por darle seguimiento a las denuncias que tienen que ver con prepotencia y violación a los derechos humanos génesis 136 -8Noviembre, 2008


por parte de policías y soldados? Claro que no, para ellos lo que importa es la pose, la foto, tener una buena relación con el alcalde Toño Salvador. Ya éste lo dijo en días pasados: “Sanpa va a contar con algunos cambios en los próximos días… Seguridad Pública es un área que no es de fácil atención por todas las responsabilidades que implica… Los tiempos y formas de convivencia son los que marcan cambios en la forma de aplicar el servicio de Seguridad”. ¿Derechos humanos? ¡No me vengan con chingaderas! (Fuentes: a.m., 29/IX/08 y 8/X/08). ESTATAL

.

Limosnotas Desde 2001 sucesivos gobiernos municipales panistas de León, han donado a la Iglesia católica once terrenos para la construcVen pues entre la destrucción ción de templos. El valor de los espacios regalados asciende a más de Ven pues entre la destrucción y las ruinas, tierna y pequeña figura, detenida en la primera edad, 36.5 millones de pesos. Los funcioven, espíritu del bien, personaje mítico, narios públicos leoneses acumulan pequeña voz perdida, vagabunda, bendiciones obispales a costa del cuando en las calles llueve soledad erario. Entre el 25 de octubre de y cae temprano la noche sin sueño, ni sueños, 2001 y hasta el 23 de agosto de lava la nube que me envuelve el rostro, 2007, los sucesivos presidentes limpia el cielo, avanza, abre camino entre la destrucción y las ruinas, mu-nicipales de León, Luis Ernesto hazme un espacio para que me sostenga, para que me Ayala Torres y Ricardo Alaniz, y el mueva, del edil Vicente Guerrero Reynoso para que pueda existir más humano. cedieron los predios a la Iglesia católica y no vieron en sus acciones Anestis Evánguelou (1937-1994), nació en Salónica, ingresó ilegalidad alguna. Es más, el actual en Facultad de Leyes de la Universidad de Salónica y más tarde se desempeñó como agente aduanero. Es autor de regidor panista, Carlos Ramón Rotres libros de ensayos y de siete libros de poesía. El poema mo, dijo que “el ayuntamiento no que presentamos está tomado de Descripción de un viola ley alguna al regalar terrenos desahucio, 1960. a la diócesis de León… A petición de la población, el cabildo entrega predios a otras religiones, no sólo a la católica”. Por supuesto que el declarante no reveló a cuáles otras religiones han beneficiado con terrenos las piadosas autoridades municipales panistas. Como ciudadanos, los funcionarios pueden aportar de su propio peculio los donativos que gusten. Pero demostrar su inclinación confesional hacia la Iglesia católica en detrimento de propiedades gubernamentales, es totalmente contrario a las leyes. Ahí está el artículo tercero de la Ley de Asociaciones Religiosas y Culto Público, “el Estado mexicano es laico” y no debe tener preferencia o privilegio en favor de religión alguna. Su artículo quinto señala: “Los actos jurídicos que contravengan las disposiciones de esta ley serán nulos de pleno derecho”. La supuesta “popularidad” de sus generosas concesiones es contraria al Estado laico que juramentaron guardar y hacer guardar. Además, el asunto pone en evidencia la incapacidad de la Iglesia católica para valerse por sí misma en el sostenimiento y difusión de su credo. A diferencia de lo que sucede en otras creencias religiosas que han crecido en las últimas cinco décadas en México, y cuyos integrantes son la fuente para mantener las actividades de su credo, -9génesis 136


los clérigos católicos son muy débiles para despertar la solidaridad de sus feligreses en el sostén de las actividades eclesiales. Por lo tanto, buscan apoyos de otras instancias -externas a las que naturalmente debieran ser sus bases financiadoras- y reiteradamente echan mano de funcionarios gubernamentales de todos los partidos políticos, aunque predominan los identificados con el PAN, para hacerse de espacios dedicados al culto religioso. Es decir, parcializan el uso de bienes y propiedades públicas, y al hacerlo se valen de influyentismo ante gobernantes proclives a conceder las pías solicitudes de obispos, arzobispos y cardenales. Retrógradas, los gobernantes panistas, como los de León, muestran ánimos restauracionistas cuyo objetivo es hacer retroceder la separación Estado-Iglesia inicialmente establecida por Benito Juárez, y los liberales que le acompañaron en las Leyes de Reforma, particularmente lo señalado por La Ley de Libertad de Cultos del 4 de diciembre de 1860. A partir de la anterior disposición legal, fue construyéndose en el país un entramado jurídico/político orientado hacia el fortalecimiento de la laicidad del Estado mexicano. El proceso ha sido bueno para el aparato gubernamental, para el acrecentamiento de los derechos de la ciudadanía y para el conjunto de iglesias asentadas en territorio nacional. Sin embargo, la Iglesia católica persiste en su pretensión de ser privilegiada por gobiernos identificados con sus puntos de vista. Vana ilusión, porque conforme en la historia el peso de esa institución eclesiástica fue disminuyendo a partir del siglo XVI, lo mismo por movimientos religiosos que mermaron la autoridad del Papa en turno que mediante la irrupción de otras cosmovisiones (y sus correspondientes postulados éticos y políticos), la Iglesia católica iba mostrándose más y más incapaz de manejar las conciencias antes dominadas con la ayuda del llamado brazo secular, o sea, el gobierno puesto al servicio de lo prescrito por las cúpulas clericales. (Texto de Carlos Martínez García, La Jornada, 10/IX/08).

NACIONAL

.

Cúpula tocada Nadie ha podido desvanecer el tufo de atentado desde el fatídico 4 de noviembre por la tardenoche. Ni siquiera el explicablemente dolorido Felipe Calderón, que desde un inicio alentó claves de maquinaciones oscuras al dar un breve mensaje mediático en el que no asumió el presunto accidente aéreo como un lamentable suceso, sino que lo convirtió en motivo de acicate, causa de endurecimiento verbal y anuncio de decisiones por tomar. Con un enfoque ajeno al contexto llano de un mero accidente, Calderón se deslizó en el tobogán del razonar apresurado (y, por ello, altamente demostrativo de que en esa cúpula tocada ya se tenía información grave dos horas y génesis 136 -10Noviembre, 2008


media después de la caída del jet oficial) y respuesta aguijoneada en función de combates tan fieros “a los traidores a la patria” que llegan a causar bajas en el entorno más cercano, en el entorno que es escalón antes de llegar a la cúspide, en una espiral creciente de confrontaciones y atentados que se nutre de la guerra sin sentido al inextinguible narcotráfico, de las peleas mercantiles por riquezas petroleras y de las fieras batallas internas por la riqueza derivable de cargos públicos y postulaciones. A diez días del avionazo, el titular de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT), Luis Téllez, seguía con la misma cantaleta: según reportes preliminares -dijo el 14 de noviembre-, el suceso se debió a la turbulencia generada por un avión Boeing 767, de 175 toneladas, que precedía a la aeronave siniestrada, y a la falta de pericia y familiaridad de los tripulantes con el funcionamiento de su instrumental, atribuibles a “presuntas deficiencias en el proceso de certificación y operación” del piloto y el copiloto. Asimismo, el funcionario subrayó, como ha venido haciendo desde el día de la tragedia, que no hay indicio alguno de sabotaje. Sin embargo, esta versión oficial sigue despertando desconfianza en los sectores aeronáutico y empresarial, en la sociedad civil y aun dentro del PAN que, piden que las pesquisas se encaminen también por la línea del sabotaje. Y es que Téllez alimenta aún más las sospechas con sus datos contradictorios; por ejemplo, afirmó inicialmente que la “posición” del Learjet con respecto al avión de alto tonelaje que lo precedía era la adecuada, pero ahora sostiene que no lo era. Por lo demás, sigue sin aclararse por qué la turbulencia no le afectó al helicóptero que también volaba cerca y cuya identidad continúa en el misterio. No sólo eso, sino que es preocupante el grado de vulnerabilidad en que se encuentran los altos servidores públicos durante sus vuelos, y apuntan a un factor de alarma -otro más- para la seguridad nacional. De entrada, no se entiende por qué el gobierno federal concesiona a particulares las tareas de transportación aérea del segundo funcionario en importancia del gobierno federal, máxime cuando la circunstancia que se vive en el país -el narco, metido hasta la cocina de las altas esferas gubernamentales- demandaría, por elementales razones, que la responsabilidad sobre la vida del titular de la SG recayera en personal capacitado, perteneciente al propio aparato estatal e incluso subordinado al mando castrense, como ocurre con el personal del Estado Mayor Presidencial asignado para la protección del propio Mouriño en tierra. Al alegar la impericia de los pilotos, el gobierno federal no puede soslayar una responsabilidad de su parte. Adicionalmente, quedan por aclarar las presuntas irregularidades en los trámites de los procesos de compra y licitación de los servicios del avión siniestrado. Lo cierto es que se trata de golpes secos al centro del poder (mucho más que la detonación de granadas a unos metros de aquel balcón de gobierno en Michoacán). Juan Camilo Mouriño fue pieza fundamental de la consolidación del calderonismo, acompañante en el desierto al que Fox desterró a su entonces secretario de Energía y confidente de absoluto poder íntimo tanto en los tiempos difíciles de la campaña electoral que no creció, de los resultados que una parte de Méxi-11génesis 136


co no aceptó y combatió, y en el diseño de los planes reformistas más controvertidos, como el petrolero en el que comprobadamente el entonces secretario de Gobernación tenía conflicto personal y familiar de intereses. Mouriño, que había redoblado recientemente su escolta personal y según versiones palaciogas estaba por dejar Bucareli, cumplido supuestamente el encargo de negociar la reforma petrolera que no fue tan privatizadora como él y su amigo Calderón pretendían pero que sin lugar a dudas dejó resquicios suficientes para colar los intereses mercantiles de las familias gobernantes a través de empresas amistosas y compartidas, sobre todo de España, la tierra natal de quien se habilitó la ciudadanía mexicana mediante documentaciones a modo para llegar a Gobernación y, antes de que estallara el escándalo de las firmas desde cargos oficiales en negocios familiares, soñar con la posibilidad de ser el candidato de Los Pinos a la sucesión de 2012. El trágico cierre del escabroso ciclo político del personaje más cercano a Calderón se produjo en el contexto de un peculiar proceso de enrarecimiento de su entorno, tanto las filtraciones de funcionarios que aseguraban que la salida de Mouriño de Bucareli era cuestión de pocos días (se decía que ni siquiera estaba yendo ya a su despacho) como la extraña defensa de los secretos de su padre, Manuel Carlos Mouriño, ante una acusación de lavado de dinero que habría llevado a una acomedida PGR a solicitar un amparo que acabó avivando el tema. Incredulidad. Las especulaciones crecieron aun más a raíz de la rapidísima campaña de información internacional organizada por la normalmente lenta y aguada cancillería, como si una orden superior estuviese conminando a ciertos subordinados a luchar para asentar con fuerza la idea del accidente como posibilidad única. Otra falla evidente del felipismo fue la pretensión de transmutar un pasivo político de horas atrás en un activo al que mediante homenajes de cúpula y certificados postmortuorios de buena conducta se buscó convertir en una especie de héroe panista de la desmemoria cívica, en ejemplar caballero andante de la hipocresía que para no perturbar los convencionalismos fúnebres prefirió olvidar el historial de ciertos difuntos para centrarse en aspectos que con benevolencia son maquillados u ocultados. El PAN-gobierno que quiere usar la muerte de uno de sus personajes más cuestionables para tratar de construir un presunto mártir en tiempos previos a las elecciones más difíciles para ese binomio decadente. Calderón, el faccioso, está en apuros. La caída del jet que provenía de la plaza estatal vendida a los zetas también permitió maniobrar para darle un coscorrón al jefe mínimo de la contrarrevolución, Plutarco Elías Fox, que se génesis 136 -12Noviembre, 2008


organizó la llamada Cumbre San Cristóbal en el monumento a la corrupción llamado Centro Fox, donde se reunieron líderes pertenecientes a la Internacional Demócrata de Centro, pero a la cual ya no asistió la plana mayor calderonista, dedicada a organizar los homenajes al “amigo leal y entrañable”. Bueno, ni Manuel Espino aceptó ir a recibir el Beso de San Cristóbal. ¿Atentado? Carlos Montemayor, escritor y novelista, sugiere la hipótesis del atentado basado en los siguientes hechos: Primero, no fue la PGR ni la PFP ni la policía judicial del Estado quien ocupó las instalaciones del aeropuerto de San Luis Potosí al momento de conocerse la caída del Jet XC-VMC, sino el Ejército Mexicano. Esta acción militar buscaba conocer el movimiento de personal que pudiera haber tenido acceso a la aeronave durante el tiempo que estuvo en tierra. Es decir, no se trató de un accidente inesperado. Segundo, el discurso de Felipe Calderón leído en el hangar presidencial no hizo referencia a ningún accidente, lo cual hubiese allanado el camino al discurso oficial de Luis Téllez. Esa omisión en una persona como él, tan dado a apresurarse en sus conclusiones, sugiere que la información que se le entregó antes o durante su vuelo a la ciudad de México también contenía una opción más que la del solo accidente. Tercero, Lorenzo Chim, corresponsal de La Jornada, informó que “a las 20:30 horas, llegaron efectivos militares vestidos de civil fuertemente armados” a la casa de Carlos Mouriño Terrazo (hermano de Juan Camilo), y que entre ellos había “elementos del Estado Mayor Presidencial”. Esto sugiere que el Ejército trató de anticiparse a algún posible “percance” que pudiera sufrir el hermano del secretario de Gobernación. Es decir, partían de una hipótesis diferente a la de sólo un lamentable accidente. Cuarto, el Learjet 45 se encontraba en perfectas condiciones, pues “fue sometido recientemente a un mantenimiento integral en Estados Unidos para asegurar su correcta operación… La rigurosa revisión de la aeronave se inició a finales de julio de este año y fue entregado hasta los primeros días de octubre pasado… existen evidencias acerca de los cuidados extremos a que era sometido el jet como asunto de seguridad nacional, debido a que estaba asignado al responsable de la política interna del país”. En estas condiciones, hablar de “fallas mecánicas” primero, y después de “impericia”, es aventurado y requiere de un tratamiento distinto por parte del secretario Luis Téllez. Quinto, es riesgoso, por incompleto y sesgado, que el secretario Téllez proponga como método de sabotaje un artefacto explosivo que despedace la aeronave. Aquí está el punto más débil de su argumentación. Los sabotajes pueden prepararse de diversas maneras: desde un sabotaje “mecánico” hasta un sabotaje de tipo electrónico; en este último caso, el sabotaje pudo haberse consumado tecnológicamente desde un teléfono celular. Es natural que requieran de expertos extranjeros. Un sabotaje de tipo electrónico requiere, evidentemente, para su aclaración y confirmación de la asesoría de expertos extranjeros como los -13génesis 136


que visitan nuestro país en estos momentos. Bienaventurados los amigos. El jueves 6 de noviembre, Felipe Calderón transformó un afecto personal en supuesto funeral de Estado y, en un giro que depositó lo político en el plano de lo religioso (que llevó la razón de lo público al plano de lo privado, de la silla del poder al púlpito, de lo centrado a lo desquiciado), pronunció párrafos de insólitas bienaventuranzas, no como Mesías tropical sino del Campo Marte. El amiguismo iluminado utilizó figuras bíblicas para expedir un sacro certificado oficial de inocencias y, en ese magno foro de premiadas concurrencias pluripartidistas (ahí estaba la clase política toda, incluidos los personeros de Salinas), designó a Juan Camilo Mouriño como máximo depositario de virtudes cívicas, políticas y morales. La devoción personal de Calderón lo llevó inclusive a establecer diferencias protocolarias en la ceremonia en que la muerte debió haber igualado a todos: adelante, único, preferido, el ataúd correspondiente al ex secretario de Gobernación, con su fotografía al frente y Calderón a un lado; atrás, en grupo, sin distinción, hechos bola, los demás ataúdes. Heroísmo en pareja. Calderón cerró el domingo 9 (en el homenaje del PAN a Mouriño) la primera parte de su proceso personal de construcción de un insospechado paladín (luego vendrán las nomenclaturas viales, las denominaciones inmobiliarias y las rotondas electorales ilustres). Emocionalmente perturbado, con un discurso de pasiones políticas que llegó al extremo de calificar de “heroísmo” el trabajo del amigo muerto, el titular formal del Ejecutivo llevó la exageración de sus alabanzas al extremo de revelar virtualmente que durante dos años quien gobernó en México fue el fallecido secretario de Gobernación o, para aplicar la figura del sexenio anterior, formaron una pareja presidencial. Tantas habrían sido las virtudes y habilidades del superfuncionario nacido en Madrid que a estas alturas vale preguntarse no sólo si quien lo ha sustituido en el cargo tendrá “los tamaños” para atreverse a intentar igualar a San Camilo, sino incluso, qué será de este país sin su presencia física (pues la histórica ya le ha sido garantizada mediante decreto, la de presunto fetiche electoral ya está en imprentas y estudios de producción, y la de supuesto forjador de la nueva filosofía política está en manos de sesudos analistas y estudiosos). Domingo de incienso frente a panistas en el que Calderón continuó la ahora sí inocultable tarea de obtener ganancia política de una muerte que ni siquiera tiene esclarecimiento formal. Al tocado manager michoacano le urge asegurar que Mouriño fue el estratega de su victoria electoral porque cree que así refuerza la versión de que ganó legítimamente, gracias a los poderes hasta ahora ocultos de un genio supremo que le empujó a pelear por la sucesión de Vicente Fox cuando las encuestas demostraban que esa aspiración era “una locura” y que le hizo ganar los comicios casi mágicamente (“contra todo pronóstico... logró... conducir a la patria hacia la victoria”). Otra de las distorsiones propagandísticas contenidas en el discurso faccioso que sostiene Calderón es la de reconocer al difunto una proporción enorme en el logro de los grandes cambios y la gran génesis 136 -14Noviembre, 2008


mejoría que según eso se habría alcanzado en México en los dos años recientes, apreciación felipense absolutamente distante de la realidad cotidiana. La peligrosa desmesura de Calderón al hablar de su pupilo fallecido llegó al punto indefendible de proponer la figura de éste como modelo a seguir por los mexicanos todos y, de manera casi obligatoria. Crecientemente agitado en su alocución, echó en cara a los panistas de elite allí reunidos una serie de defectos (mezquindades, ruindades, pleitos, parálisis, mohindad, perezas y traiciones que debe “dejar atrás la envidia, que tanto sufrió Él”, este pronombre con inicial en mayúscula, conforme al sentido del incienso felipal); defectos, pues, que en alusión a miembros de El Yunque, sólo podrán ser redimidos a través de la inmediata e incondicional adoración del máximo personaje del sexenio y el cumplimiento de penitencias electorales que les llevarán por las casas con rosarios en mano predicantes que convoquen a la feligresía ya consolidada y a los descarriados o a aquellos que aún no conocen la buena nueva para que ayuden con su donativo en forma de boleta comicial a que continúe expandiéndose en la tierra el reino mouriñista. Así que, los panistas ya tienen como ejemplo e incluso como referencia de acicate para seguir adelante y no claudicar en ese esquema de fusión de lo político y los negocios que podría resumirse en la frase “¡La patria es dinero!”. La resurrección de Salinas. El sacrificio de San Camilo produjo el milagro de la resurrección explícita de Salinas por la vía del Jefe Diego, que al mismo tiempo es Fernando Gómez Mont: tres personas distintas y un solo despacho jurídico-político verdadero: la República del Tráfico de Influencias y el Conflicto de Intereses está de fiesta. El avionazo ha hecho que Felipe el Breve no llegue a los dos años de ejercicio con entereza política. Desde el lunes 10 su administración está acotada por la banda del Jefe Diego que, así como en el zedillismo impuso a Antonio Lozano Gracia como su gestor de negocios en la Procuraduría Federal de Justicia, ahora instala a otro de sus congéneres litigantes, aunque a un nivel mayor: la Secretaría de Gobernación. Calderón, panista, convida al priísmo salinista a cogobernar, en una fórmula dispareja que pavimentará el camino para que en las elecciones intermedias de 2009 el PAN y el PRI se repartan cuotas acordadas (para garantizarle “gobernabilidad” al desfondado señor de Los Pinos) y luego se abra el cielo blanquiazul para el retorno del tricolor a la Presidencia de la República. Gómez Mont llega a Bucareli para consolidar el estado de derecho y el imperio de la ley, entendidos estos entes de plastilina como materia de discurso y pose que sirven para acomodar la realidad y sus conflictos al interés de los poderosos. La cartera de usuarios de los servicios doctorales de Gómez Mont (quien años atrás trabajó con Luis Téllez, el incansable predicador de la tesis del accidente solitario) incluye a los hermanos Salinas de Gortari, también en su rica cartera aparecen acusados de defraudar al fisco, de usar la política para enriquecerse, de desviar recursos de Pemex a campañas priístas y de aprovechar el poder para beneficio personal.  (Fuentes: Julio Hernández López, La Jornada, noviembre 5, 6, 7, 10 y 11, 2008; Carlos Montemayor, La Jornada, 7/XI/08; Editorial, La Jornada, 15/XI/08; proceso no. 1672). -15génesis 136


INTERNACIONAL

.

Barack Obama El senador demócrata Barack Obama ha ganado una extenuante batalla de dos años para llegar a la Casa Blanca, venciendo al republicano John McCain para convertirse en el primer presidente negro en la historia de Estados Unidos. Obama, de 47 años y en su primer período como legislador por Illinois, será investido como el presidente estadounidense número 44 el 20 de enero del 2009. Los primeros resultados daban a Obama 338 delegados -27 más de los necesarios para cantar victoria- frente a 156 del candidato republicano, John McCain. Una abrumadora mayoría que humilla a los republicanos en general, pero sobretodo al presidente saliente George W. Bush del que sólo pensaba en desmarcarse el candidato republicano y que se vio obligado a votar desde la discreción de un voto por correo mientras se ocultaba en su rancho de Texas. Barack Obama aseguró la presidencia de Estados Unidos en una noche sin sobresaltos. Noche en la que logró algunos de los estados más codiciados de la jornada electoral como Virginia y Ohio. La velada fue muy distinta a la del 2004, cuando el nombre del ganador, George W. Bush, no se conoció hasta bien entrada la madrugada y sobre todo a la de 2000, cuando, tras un monumental fiasco en Florida y un mes de espera, Bush se alzó también triunfal. El Parque Grant de Chicago estalló en una gigantesca explosión de euforia cuando la cadena de televisión CNN anunció a las 04.00 horas GMT que el candidato demócrata Barack Obama se convertía en el próximo presidente de los Estados Unidos. Desafíos. Obama deberá enfrentarse de inmediato a varios desafíos a los que Bush ha llevado a toda la comunidad internacional: colapso financiero mundial, guerras de Irak y Afganistán, confrontación con Irán y China, injerencia y soberbia con América Latina que se convierten en agresión e intentos de desestabilización en Venezuela, Bolivia y Cuba. Obama ha realizado un esperanzador discurso en su primera intervención como virtual presidente: “Tenemos que afrontar dos guerras, la peor crisis de nuestra historia, los padres se van a la casa pensando cómo van a pagar las facturas... la gente no estará sola. Nunca he tenido tantas esperanzas para Estados Unidos como las que tengo esta noche”. El panorama que recibe Obama. Obama se enfrenta dentro de su país a una crisis económica y un monstruoso déficit que dejará el mandatario saliente. Cuando Bush asumió el poder heredó 651 mil millones de dólares superávit, pero lo deja con un déficit presupuestario récord de 483 mil millones de dólares, sin tomar en consideración el paquete de estímulo económico de 700 mil millones de dólares destinado a los bancos. A la situación económica se unen varias tareas pendientes que Bush deja sin resolver en el plano internacional. Una de ellas es Irak y el futuro de las tropas estadounidenses en ese país. Afganistán sigue siendo una herida cada vez más grave. Como candidato, Obama no descartó enviar mandar más tropas a ese país para controlar la situación, lo que no augura nada bueno. El proceso de paz en Medio Oriente está estancando, allí Obama ha vuelto de nuevo a expresar su apoyo a Israel y su abandono de los palestinos. Las relaciones con Rusia, cuya potencia parece despertar, se han deteriorado. Con respecto a América Latina, la intolerancia de Bush y su incomprensión y soberbia hacia génesis 136 -16Noviembre, 2008


los cambios de esa región provocaron que se rompieran muchos puentes de comunicación, así la tensión con Venezuela se tradujo en el retiro de embajadores. Lo mismo sucedió con Bolivia. Bush dejó pendiente los tratados de Libre Comercio con Colombia y Panamá, ya que nunca logró que el Congreso los aprobara. En cuanto a los derechos humanos, sin duda la vergüenza de Guantánamo es “la peor herencia” de Bush. El presidente saliente cuenta con sólo 23% de aprobación, el nivel más bajo en la historia, y un punto por debajo del que tenía Richard Nixon cuando dimitió por el escándalo Watergate. Cambio. La victoria de Obama tampoco debe hacer olvidar que ha sido sobre una abstención de un tercio de los ciudadanos que no se creen el sistema político y electoral estadounidense, un mecanismo de voto que limita el espectro político a dos partidos, un sistema de información de las propuestas políticas basado en el pago de publicidad en los medios de comunicación privados y un modelo de recaudación de fondos que convierte a los políticos en rehenes de las grandes empresas que financian sus campañas electorales. Quedará ver si cuando dicen “cambio” en la política estadounidense, se refieren a algo más que el color de la piel del presidente. -17génesis 136


Aunque hay que reconocer que resulta doblemente reconfortante que el sucesor de Bush no sea un republicano un tanto extraviado en sus posturas ideológicas, como McCain, sino un hombre que ha expresado en reiteradas ocasiones la necesidad de reordenar las prioridades gubernamentales y comprometer al poder público en la atención de las necesidades de la sociedad, por encima de los intereses del gran capital. Asimismo, Obama ha señalado la necesidad de reconstruir las libertades individuales y los derechos civiles, devastados por el autoritarismo policial que desplegó el todavía presidente estadounidense en su “guerra contra el terrorismo”. En el ámbito de las relaciones internacionales, el discurso de Obama, si bien no exento de la arrogancia imperial característica de Washington, ha puesto énfasis en la necesidad de privilegiar el diálogo por encima de las medidas de fuerza. El optimismo de Bush. En un discurso pronunciado el 13 de noviembre en Nueva York, Bush volvió a mostrar su talante autoritario y soberbio al aceptar que “como cualquier otro sistema diseñado por el hombre, el capitalismo no es perfecto. Puede estar sujeto a excesos y abusos. Pero es por mucho la manera más eficiente y justa para estructurar una economía. En su nivel más básico, el capitalismo ofrece a la gente la libertad de escoger dónde trabajar y qué hacer, la oportunidad de comprar o vender los productos que desean, y la dignidad que viene de lucrar de su talento y su duro trabajo”. En el mismo sentido se expresó en la reunión del G-20 en Washington: “evitar la sobrerregulación que atente contra el libre mercado”. Sin embargo, en Estados Unidos abundan las caras de trabajadores angustiados, familias llorando con un coro creciente de “perdimos todo, no sé qué vamos a hacer”, cifras incesantes que ilustran las dimensiones de una crisis que afecta a cada esquina de este país y el planeta. Las cifras de la crisis: unos 10 millones de desempleados (la tasa más alta desde 1994); más 17.1 millones subempleados; más de 765 mil embargos hipotecarios sólo en el tercer trimestre de este año (hubo un total de 2 millones de embargos hipotecarios en 2007, un incremento de 75 por ciento frente al año anterior); miles de bancarrotas; más de 2 billones de dólares esfumados de los fondos de jubilación por la crisis; anuncios cotidianos de despidos masivos; un traslado masivo de la riqueza, donde el uno por ciento controla 40 por ciento del ingreso nacional, en una economía donde un trabajador con un salario de 10 dólares la hora debería trabajar 10 mil años para ganar lo que obtuvo uno de los 400 más ricos del país sólo en 2005, junto con la intervención estatal más grande de la historia en el sector financiero, son los hechos, mientras Bush receta más de lo mismo para superar la crisis. Se dice que una definición de la locura es hacer lo mismo una y otra vez, y esperar resultados diferentes. Reacciones. En una nación que fue creada sobre el genocidio y luego creció a expensas de esclavos, éste ha sido un momento inesperado. Han tenido que pasar 44 años antes de que un génesis 136 -18Noviembre, 2008


candidato demócrata obtenga el 51% del voto. El periodista y escritor estadounidense Michael Moore se expresó de esta manera: “Hoy celebramos este triunfo de la honradez contra el ataque personal, de la paz contra la guerra, de la inteligencia contra la fe del carbonero que vive convencido de que Adán y Eva se paseaban sobre dinosaurios hace sólo seis mil años. ¿Cómo será eso de tener un presidente con cerebro? La ciencia, desterrada durante ocho años, regresará. Imaginen lo que puede suceder si respaldamos a las mentes más preclaras de nuestro país cuando traten de curar la enfermedad, de descubrir nuevas formas de energía y de trabajar para salvar el planeta. También podríamos ser testigos de un tiempo refrescante, de ilustración y creatividad. Las artes y los artistas no serán considerados como el enemigo. Quizá se explore el arte para descubrir las verdades más trascendentales. Cuando el presidente Franklin Delano Roosevelt fue elegido por abrumadora mayoría en 1932, lo que siguió fue Frank Capra y Preston Sturgis, Woody Guthrie y John Steinbeck, Dorothea Lange y Orson Welles”. Y termina así: “El daño que se le ha hecho a este gran país es enorme, por no mencionar a los muchos que han perdido su trabajo, que han quedado en bancarrota a causa de los gastos médicos o que han sufrido al ver cómo a un ser querido lo enviaban a Irak. Ahora, trabajaremos para reparar ese daño. Y no será fácil”. José Saramago en una cadena de radio portuguesa ha dicho: “Le propondría a Barack Obama desmontar la base militar de Guantánamo, mandar de vuelta a los marines, derribar esa vergüenza que ese campo de concentración (y de tortura, no lo olvidemos) representa, volver la página y pedir disculpas a Cuba. Y, de camino, acabar con el bloqueo, ese garrote con el que, inútilmente, se pretendió doblegar la voluntad del pueblo cubano. Puede suceder, y ojalá que así sea, que el resultado final de estas elecciones acabe invistiendo a la población norteamericana de una nueva dignidad y de un nuevo respeto por los demás, pero me permito recordarles a los falsos distraídos que, lecciones de la más auténtica de las dignidades, de las que Washington podría haber aprendido, las ha estado dando cotidianamente el pueblo cubano en casi cincuenta años de patriótica resistencia… Esa isla es más que un dibujo en el mapa. Espero, señor presidente, que algún día quiera ir a Cuba para conocer a quien allí vive. Finalmente. Le prometo que nadie le hará daño”. Howard Zinn, intelectual estadounidense: “Aquellos de nosotros que desde la izquierda hemos criticado a Obama, como yo lo he hecho, porque no ha podido asumir posturas fuertes en torno a la guerra y la economía, debemos unirnos a las expresiones de júbilo de aquellos estadou-19génesis 136


nidenses, negros y blancos, que gritaron y lloraron el martes por la noche al darnos cuenta de que había ganado las elecciones presidenciales. Es en verdad un momento histórico, que un hombre negro vaya a conducir a nuestro país. El entusiasmo de los jóvenes, negros y blancos, la esperanza de los viejos, simplemente no pueden ser ignorados. “Hubo un momento En el último capítulo de Nobleza de espíritu abordo el tema del papel de similar hace un siglo y los intelectuales. Tener la oportunidad de levantarse por la mañana, medio, en 1860, cuando leer libros y escribir es una posición privilegiada en nuestra sociedad. Abraham Lincoln fue ¿Cuál es el propósito de ser un intelectual? ¿Para qué darle la electo presidente. Linoportunidad a la gente de ir a la universidad y estudiar literatura? El único objetivo puede ser, como lo dijeron mis héroes Sócrates y coln había sido criticado Thomas Mann, la importancia de que en cada sociedad, donde la duramente por los aboligente se dedica a distintos trabajos y tiene diversas cionistas, por el moviresponsabilidades, haya un grupo de personas con la capacidad de miento contra la esclaejercer la crítica y de distinguir entre el bien y el mal, entre lo falso y lo vitud, por no haber loverdadero. También para vigilar cuáles son los valores más altos de la grado asumir una posivida. Las obras maestras del arte necesitan una interpretación. ¿Por qué el totalitarismo aniquila primero a los intelectuales? Porque ción clara y valiente representan las posturas disidentes necesarias en una sociedad. Mi contra el esclavismo, por desacuerdo en relación con los puntos de vista de algunos actuar como astuto políintelectuales en torno a los acontecimientos del 11 de septiembre de tico y no como fuerza 2001 en Nueva York fue que, en mi opinión, justificaban algo que moral. Pero cuando lo jamás justificaré: el asesinato. Quienes utilizan la violencia se eligieron, el líder aboliexpulsan a sí mismos de la sociedad. Nunca habrá una justificación para matar a 3 mil personas inocentes. Después de escuchar a los cionista, Wendell Phiintelectuales que no fueron capaces de establecer una distinción entre llips, que había sido un el bien y el mal, pensé: ¿Cómo puedo continuar siendo un escritor? furioso crítico de la cau¿Cómo puedo decirle a la gente que lea libros, que escuche música? tela de Lincoln, reconoAsí que decidí regresar a la historia, a Thomas Mann, quien vivió el ció la posibilidad que mismo fenómeno. En La montaña mágica introduce a intelectuales muy yacía en haber logrado la renombrados que eran absolutamente fascistas. En mi libro presento el debate entre Camus y Sartre, y uno de los problemas es que la presidencia. traición de los intelectuales siempre proviene de una politización de la “Obama se vuelve mente. Cuando la realidad se reduce a una postura política sólo hay presidente en una situados opciones: derecha o izquierda, progresistas o conservadores. El ción que grita por un fin de la amistad entre Sartre y Camus aconteció cuando Camus dijo: cambio de esa naturalesuficiente, me rehúso a emitir una verdad y un juicio moral sobre za. La nación se ha enpolítica, y esto lo hizo no porque se hubiera vuelto conservador; no era religioso, sino agnóstico. El papel de los intelectuales es el del frascado en dos guerras outsider, ser crítico con lo que sucede en el mundo del poder porque fútiles e inmorales, en siempre hay un elemento destructor en éste. Irak y Afganistán, y el Rob Riemen, La Jornada, 16/XI/08 pueblo estadounidense se ha vuelto decididamente contrario a tales guerras. La economía está siendo sacudida por golpazos tremendos y corre el peligro de colapsarse, conforme las familias pierden sus hogares y la gente trabajadora, incluidos aquéllos de la clase media, pierden sus empleos. Así que la población está lista para un cambio. ¿Qué tipo de cambio se necesita? Primero, anunciar la retirada de nuestras tropas de Irak y Afganistán, renunciar a la doctrina Bush de la guerra preventiva y a la doctrina Carter de la acción militar para controlar el petróleo de Medio Oriente. Obama necesita cambiar radicalmente génesis 136 -20Noviembre, 2008


la dirección de la política exterior estadounidense, declarar que Estados Unidos es una nación amante de la paz que no intervendrá militarmente en otras partes del mundo, y que comenzará a desmantelar las bases militares que mantenemos en más de cien países. Además, debe comenzar a reunirse con Medvediev, el líder ruso, para alcanzar acuerdos acerca del desmantelamiento de los arsenales nucleares, en cumplimiento del Tratado de No Proliferación de Armas Nucleares. Esta retirada del militarismo liberará cientos de miles de millones de dólares. Un programa fiscal que incremente con decisión los impuestos para el uno por ciento más rico de la nación y que incida en su riqueza y no solamente en sus ingresos, arrojará más de cientos de miles de millones de dólares. “Con todo ese ahorro de dinero, el gobierno podrá otorgar una atención gratuita a la salud para todos, poner a millones de personas a trabajar (lo que el llamado libre comercio no ha conseguido). En suma, emular los programas del New Deal, en los que el gobierno otorgó empleo a millones. Esto es sólo un bosquejo de lo que podría transformar a Estados Unidos y hacerlo un buen vecino para el mundo”. (Fuentes: Rebelión/Agencias, 5/XI/08; Editorial, La Jornada, 5/XI/08; Michael Moore, rebelión, 6/XI/08; José Saramago, Cubadebate, rebelión, 6/XI/08; Howard Zinn, La Jornada, 8/XI/08; La Jornada, noviembre 14 y 16, 2008).

El lastre imperialista “Quiero comunicarles, es una decisión personal, a partir de hoy día se suspende de manera indefinida cualquier actividad de la DEA (Drug Enforcement Administration) estadounidense”. Este anuncio hecho en la localidad de Chimoré en el centro de Bolivia por Evo Morales, el primer presidente indígena de esa nación, ante decenas de cocaleros, jefes militares y policiales es crucial para Latinoamérica y para su frontera norte: México, un país pronto a quedar inmerso en una vorágine entreguista sobre su reserva petrolera y también de intervención policial, militar y de operativos mercenarios impulsados bajo la Iniciativa Mérida de Estados Unidos. Mientras Morales se sacude del lastre colonial-imperial de Estados Unidos, Calderón impulsa, como nunca antes en la historia, una desleal capitulación de jurisdicción territorial a monopolios extranjeros y contratistas ávidos de explotar nuestra reserva de crudo. El boliviano aseguró que la DEA alentó acciones opositoras destinadas a atentar contra las vidas del mandatario y de otras autoridades y acciones conspirativas apoyando y financiando a grupos de opositores que entre agosto y septiembre llevaron adelante un frustrado “golpe civil” para destituirlo. Las evidencias son sólidas. Desde finales de septiembre Jorge Mansilla, embajador boliviano en México, presentó pruebas del operativo orquestado contra Morales desde el Consejo de Seguridad de Bush: entre ellas actos terroristas con cargas de dinamita en un hotel de la Paz; intentos de ingresar al país municiones en un operativo que involucró a intermediarios vinculados al coronel James Camp-

-21-

génesis 136


bell, agregado militar de Estados Unidos; el uso de la empresa Casals & Associates, asentada en Santa Cruz de la Sierra, que “transfirió 13.3 millones de dólares a organizaciones opositoras”, registrándose poco después “un atentado dinamitero contra la residencia de médicos cubanos en Santa Cruz”; la transferencia de 120 millones de dólares de la AID y la inefable National Endowment for Democracy a favor de organismos dedicados a la desestabilización por medio de campañas de descrédito contra gobierno y movimiento indígena, paros y bloqueos “cívicos”, tiroteos, allanamientos y llamados para derrocar a Morales. Al mando de Philip Goldberg, embajador de Estados Unidos, de larga experiencia en incentivar procesos de balcanización, el operativo además de decenas de muertes y heridos indígenas conllevó el sabotaje del flujo de gas a Brasil y Argentina. Sin dilación Morales lo declaró “persona non grata”. Hace años que Phillip Agee y John Stockwell, ex miembros de la CIA, ofrecieron un caudal informativo sobre este tipo de criminalidad de Estado, parte de las herramientas de política exterior de Estados Unidos. Los archivos de seguridad nacional abiertos por la Ley de Libertad de Información siguen documentando toda la brutalidad de golpes de Estado, asesinatos, terrorismo y corrupción sin límite que las caracteriza. En The Big White Lie (New York, Thunder’s Mouth Press, 1993) el ex agente Mike Levine demostró la atmósfera de ilegalidad, fraude y desprecio a la opinión pública de la campaña antidroga. Además de FBI-CIA la DEA es instrumento de intervención-corrupción tipo Irán-Contras, con traficantes, criminales, narcos actuando como sus “assets” o fichas. Cuando Morales anunció la “suspensión indefinida” de la DEA, Radio Francia, en abandono de toda objetividad periodística, acusó al presidente de provocar a Estados Unidos mientras Alain Touraine, con igual impudor, dijo a Carmen Aristegui de CNN, que era Chávez el que pretendía “apoderarse de Bolivia”. ¿Abandonará Estados Unidos su lastre imperialista? ¿Y Obama? Cuando se le preguntó a Dan Restrepo, uno de sus principales asesores, sobre la posición del demócrata ante el narcotráfico y la colaboración con México respondió: “…el senador de Illinois cree que la Iniciativa Mérida es un paso importante… para arreglar el problema”. (Texto de John Saxe-Fernández, La Jornada, 6/XI/08). ANÁLISIS

.

Lecciones para recordar Las crisis son las grandes maestras de la historia. Ponen de manifiesto la esencia de un régimen económico-social al derribar el espeso velo de fetichismos y racionalizaciones que ocultan la naturaleza inherentemente explotadora y predatoria del capitalismo. Con ellas se torna visible la gigantesca estafa del sistema: Richard Fuld, antaño todopoderoso CEO de Lehman Brothers, declara en el Congreso de Estados Unidos haber percibido 350 millones de dólares en los últimos ocho años por concepto de sueldos, comisiones y otras gabelas mientras el banco se fundía dejando tras de sí un tendal de víctimas. A su vez el actual secretario del Tesoro, Henry Paulson –un buitre con treinta años

génesis 136

-22-

Noviembre, 2008


de actividad en Wall Street– tiene buenas razones para actuar flemáticamente: en sus siete años al frente de Goldman Sachs ganó 117 millones de dólares. Si hay crisis será para otros, no para él: para los asalariados de Estados Unidos, que durante la era de Bush vieron disminuir sus ingresos en unos 2000 dólares, y para los pueblos del mundo subdesarrollado, por la vía de la caída del valor de sus

exportaciones y la desvalorización de su fuerza de trabajo. Crisis, pero ¿qué clase de criVersos, 2 sis? No se trata, como algunos se ilusionan, del derrumbe del capiVersos que gritan talismo; desgraciadamente éste no versos que se levantan como supuestas bayonetas versos que amenazan el orden establecido caerá si no irrumpe un sujeto social y a través de sus pocos pies y político que lo haga caer. Y en el hacen o derrocan la revolución, corazón del sistema, por ahora, ese inútiles, falsos, arrogantes, sujeto está ausente. Pero lo que sí porque hoy ningún verso derroca regímenes se ha derrumbado es el neoliberaningún verso moviliza a las masas. lismo, el paradigma que definió la (¿Cuáles masas? Entre nosotros ahora articulación entre mercado, Estado ¿quiénes piensan en las masas? y sociedad en los últimos treinta Cuando mucho un alivio individual, si no un ascenso.) años y que tantos estragos causara Por eso yo ya no escribo para ofrecer fusiles de papel en nuestro país. Si hay algo que armas hechas de palabras charlatanas y vacías. celebrar es que ese modelo, en Que levante sólo un extremo de la verdad donde el capital gozó de ventajas, que arroje un poco de luz en nuestra falsificada vida. prerrogativas y privilegios sin preMientras pueda, y mientras aguante. cedentes, murió en medio de un Titos Patrikios, poema tomado colosal big bang financiero. Ahora de Aprendizaje, 1963. se abre una nueva etapa y sus características dependerán de la forma en que se desenvuelvan las contradicciones sociales que brotarán en los espacios nacionales y en el ámbito internacional. También del grado de conciencia y de la capacidad organizativa de los

oprimidos por el sistema y de las políticas que adopten los gobiernos. Esta crisis constituye un gran desafío para la izquierda; la respuesta inicial del capital será, como siempre, socializar las pérdidas y garantizar la apropiación privada de los beneficios. Como observa Chomsky, para tranquilizar al capital habrá Estado, mucho Estado; de los asalariados ya se hará cargo el mercado. Habrá que luchar con todas las fuerzas para evitar que tal cosa ocurra y que la salida de la crisis –por izquierda, porque no hay otra– nos instale en un terreno desde el cual avanzar en la construcción de una alternativa socialista, la única capaz de resolver los ingentes problemas sociales, económicos y políticos, ecológicos que genera el capitalismo. Como decía Danton en el torbellino de la Revolución Francesa, en épocas como ésta se requiere de audacia, más audacia, siempre audacia. ¿La tendrá nuestro gobierno? ¿La tendrán los gobiernos del deslavado “centroizquierda”? La ambigüedad y el “realismo posibilista” que los han guiado son la ruta segura para la profundización de la crisis y una

nueva frustración. Aparte de exhibir la degradación moral del sistema, la crisis deja otras enseñanzas. Primero: demostró que la tan mentada “independencia de los bancos centrales” era una falacia que ocultaba la total subordinación de esas instituciones a las necesidades del capital financiero. No bien estalló la crisis, los bancos centrales de los capitalismos centrales arrojaron por la borda toda esa charlatanería para consumo de la periferia y, obedeciendo las órdenes de los gobiernos, acudieron de inmediato en auxilio del capital. Es imperativo, por lo tanto, subordinar el Banco Central a las prioridades estable-

-23-

génesis 136


cidas por el Estado democrático. Segundo: que el papel del Estado sigue siendo central y que la prédica de quienes siguen proponiendo el slogan procesista de “achicar el Estado para agrandar la nación” es el taparrabos detrás del cual se esconde el ilimitado despotismo del capital. En nuestro país reconstruir el Estado, destruido hasta lo indecible por décadas de políticas neoliberales, es prioridad número uno. Esta tarea todavía no comenzó, y para ello la Casa Rosada debe encarar, hoy mismo, una reforma integral de nuestro escandalosamente regresivo régimen tributario y del asfixiante centralismo que impide el desarrollo de las dormidas energías nacionales. Tercero: en un mundo donde el proteccionismo se acentuará al compás de la crisis, es imprescindible contar con una estrategia de desarrollo orientada hacia el fortalecimiento del mercado interno y que coloque al país a salvo de las violentas oscilaciones que registran los mercados internacionales. Para esto se requiere una activa política de distribución de ingresos y riquezas. El gobierno argentino todavía está en deuda en este tema: ha hablado mucho y actuado poco. Cuarto: abandonar la ortodoxia propuesta incansablemente por los “gurúes” económicos, charlatanes y embaucadores a sueldo del capital. Gran responsabilidad tiene en esta materia el Banco Central de Suecia que, salvo excepciones, concedió los premios Nobel de Economía –otorgando respetabilidad intelectual y moral– a algunos apóstoles del neoliberalismo como Friedman o Von Hayek –o a mediocres alquimistas que inventaban fórmulas para crear nuevos instrumentos de especulación para beneficio de los tahúres del casino global–. Ellos son los autores intelectuales de este desastre. (Texto de Atilio A. Boron, página 12, 12/X/08). PETRÓLEO

.

Pemex: privatización en curso Lo que se aprobó en la Cámara de Senadores, y que se avaló en la de Diputados, no representa la victoria de un principio nacionalista para convertir a Pemex en un instrumento de desarrollo. En esta reforma, el tema de los contratos se debe revisar con cuidado; todo esto es un intento por privatizar sui generis. En esencia, tenemos un esquema que le va a dar más autonomía a Pemex, es decir, sacar a la paraestatal de mayor control, cuando en realidad lo que necesitaba era un control sano. Esa libertad que se le está dando no la va a conducir a ningún lado más que al contratismo y efectivamente a la privatización paso a paso. El Congreso ha mostrado una vez más al pueblo de México que es un organismo disfuncional. No hubo ningún análisis serio de los dictámenes. Se está utilizando todo lo que es el régimen legislativo para que continúen los grandes negocios. El país se nos está yendo de las manos, y cada vez se aleja la posibilidad de tener un desarrollo democrático para México. Tenemos que estar en alerta y sobre todo no empobrecer el debate político y económico, porque el problema no es sólo la autonomía de Pemex y los Pidiregas, sino algo mucho más amplio relacionado con el modelo económico que estuvo descansando en los recursos de Pemex. Entonces, el problema no sólo es la paraestatal sino toda una posición de política macroeconómica, monetaria, bancaria, financiera y fiscal. En una carta al pueblo mexicano, López Obrador afirma que, calladamente, “las huestes de grandes petroleras, como Shell, Exxon Mobil, Petrobras, Statoil Hydro y hasta Chevron” han estado cabildeando. “La primera tarea que encargaron a su equipo en México está en manos de firmas de abogados locales, agremiados en la Asociación Mexicana de Derecho Energético, que preside Tomás Mueller Gastell. Su misión: interpretar los esquemas contractuales que detonarán los cambios realizados a la Ley Reglamentaria del 27 constitucional en el ramo petrolero. “La segunda tarea está en manos de las áreas de desarrollo de negocios. Estas analizan la conve-

génesis 136

-24-

Noviembre, 2008


niencia de entrar a las nuevas opciones que dará Pemex, bajo la modalidad legal de contratos de servicio. Antes de eso falta un último paso. “Ahora que las leyes están casi planchadas, sigue el reglamento de la Comisión Nacional de Hidrocarburos. Esta decidirá sobre la asignación de bloques para la exploración y producción de hidrocarburos, el tiempo de adjudicación mediante contratos de servicios y las medidas para la asignación de incentivos económicos. “Así que las extranjeras no pierden de vista el proceso, pues no descartan que pese a la ‘reforma chiquita’ al final todavía puede salir algún negocio interesante. Ante esta evidencia, ¿qué dirán ahora nuestros detractores?; ¿se atreverán a reconocer con honestidad que nos asiste la razón?”.

Asimismo, en una carta pública, El Comité de Intelectuales en Defensa del Petróleo reitera su compromiso: 1. Proseguimos en la lucha en defensa de la soberanía en materia energética, que ampliamos para incluir la defensa de la economía popular y los derechos humanos. No pertenecemos a ninguna corriente política específica, coincidimos con varias en un número importante de actitudes y pronunciamientos, en especial con el Frente Amplio Progresista. 2. Nuestra decisión de contribuir a la investigación y el examen de un buen número de las realidades actuales, no implica la búsqueda de la unanimidad. Nos une y nos seguirá uniendo lo esencial, la defensa de la racionalidad democrática y de la resistencia civil ante el saqueo de los recursos nacionales, pero reconocemos y le damos su debido valor a las diferencias de percepción y análisis, en el sentido en que se expresó la votación dividida sobre la reforma energética (Hemiciclo a Juárez). Queremos promover el debate ejerciéndolo en el ámbito de nuestra participación colegiada. Por eso, nos parece consustancial al trabajo de los especialistas e intelectuales, la confrontación de diversos puntos de vista. La unidad, en buen número de casos, no es la unanimidad, y el mismo debate

interno favorece la coherencia y legitimidad populares. 3. Hay unidad con las naturales diferencias de enfoques en varios temas: el desventurado manejo de la economía por parte del gobierno federal y los gobiernos locales y estatales, la falta de seguridad, las represiones atroces (en Oaxaca, Chiapas, Atenco y Morelos, por ejemplo), la impunidad favorecida y aprovechada por las autoridades, el desastre agrario, las políticas apenas esbozadas (y mal) en el combate contra la delincuencia y el narcotráfico, el desastre educativo, las violaciones a los derechos humanos, la destrucción de los ecosistemas, y en la resistencia al saqueo y dilapidación de los recursos nacionales (petróleo, agua, bosques y selvas, biodiversidad, maíz, etcétera). Ahora, la versión mexicana de la crisis internacional entra en una fase de gran deterioro que, de

-25-

génesis 136


seguro, se profundizará. Al respecto, como la contribución posible a nuestro alcance, insistiremos en el análisis y la investigación. Nuestro desempeño exige el debate, y el debate fortalece y afina nuestras convicciones fundamentales. Firman: Marco Antonio Campos, Rolando Cordera, Arnaldo Córdova, Laura Esquivel, Bolívar Echeverría, Víctor Flores Olea, Luis Javier Garrido, Héctor Díaz Polanco, Antonio Gershenson, Margo Glantz, Enrique González Pedrero, Hugo Gutiérrez Vega, David Ibarra, Luis Linares Zapata, Guadalupe Loaeza, Lorenzo Meyer, Roberto Morales, Carlos Monsiváis, Jorge Eduardo Navarrete, Carlos Payán, Carlos Pellicer, José María Pérez Gay, Sergio Pitol, Elena Poniatowska, Ida Rodríguez Prampolini, Enrique Semo, Víctor Manuel Toledo, Héctor Vasconcelos y Javier Wimer. (Fuentes: Alejandro Nadal, La Jornada, 26/X/08; Carta de López Obrador al pueblo mexicano, La Jornada, 26/X/08; La Jornada, 3/XI/08).

OPINIÓN

.

La crisis de la que poco se habla Si la Humanidad mantiene su ritmo actual de consumo, a comienzos de la década del 2030 precisará de dos planetas para responder a sus necesidades, consigna el informe de Planeta Vivo de la WWF. A partir del día 23 de Septiembre de este año el Planeta entró en quiebra, ya que su capacidad de producción de los recursos y reabsorción de la polución está agotada: estamos consumiendo a una tasa 40% más rápida que la tasa de regeneración del Planeta.

Estos son datos que confirman que estamos delante de una crisis de sobre consumo, yendo irremediablemente hacia el desastre ecológico si no invertimos nuestros patrones de vida como sociedad. Esta crisis de sobreconsumo ha merecido poca atención en los últimos tiempos y difícilmente ha sido mirada de esa forma. Y han sido pocos los que la relacionan con la crisis del capital especulativo, causa y efecto de crisis de sobreproducción, que tanto ha movilizado a los gobiernos en la transferencia de millones y millones de los beneficios del trabajo para los responsables por la crisis. Hoy producimos de más y especulamos con lo que no existe en nombre de la multiplicación de las ganancias. Ganancia esta que no es socializada y utilizada para que las personas puedan tener buenas condiciones de vida. Por el contrario, es usada para generar más ganancia a costa de la explotación del trabajo y de las desigualdades sociales.

Producimos hoy a un ritmo que consume los recursos finitos do Planeta, agotando su capacidad de regeneración y reabsorción de la polución, y producimos inutilidades que no responden a las necesidades reales del consumo de las personas. Especulamos con la crisis ambiental, creando mercados ficticios cuyo resultado apenas puede ser uno: el colapso sin resolver los problemas ecológicos reales. Sucede que esta lógica tiene un costo social enorme. Los costos de la crisis ecoló-

génesis 136

-26-

Noviembre, 2008


gica son sociales, como lo son los costos de la crisis económica. Las tendencias no son alentadoras. Alertan los científicos que las emisiones de gases de efecto invernadero ya están por encima de los peores escenarios anunciados por los documentos del IPCC. Nos aproximamos peligrosamente a los aumentos de temperaturas sin retorno. Las estimativas para la elevación de los océanos son muy superiores a lo previsto: podrá ser mayor a un metro hasta el final del siglo, lo que significa que millones de personas tendrán que abandonar los lugares donde habitan. La pérdida de masa de los hielos polares es dos veces mayor en la actual década que en los años 90 y cuatro veces mayor que en 1980. El metano amenaza transformar en tímidas todas las previsiones en cuanto a los resultados y consecuencias publicadas. Es preciso abandonar la doctrina del crecimiento económico ilimitado. Simplemente no hay recursos suficientes y el colapso tendrá costos sociales gigantescos. Y no basta con manipular los indicadores, colocando los activos ambientales en la contabilidad del PIB. Esa es la vía más fácil para transformar los recursos y servicios ambientales en mercaderías y alimentar mercados especulativos, una vez más sin correspondencia con la economía real, la vida concreta de las personas y los problemas ecológicos. Sólo la reestructuración de la economía en sus procesos de producción y consumo podrá responder a las necesidades sociales de las personas y respetar los equilibrios ecológicos. Si los recursos entran en colapso no será posible su redistribución. Ellos simplemente dejarán de existir y difícilmente serán substituibles: estamos hablando de elementos tan elementales como el agua, el suelo, el aire, la biodiversidad. La planificación pública de la economía y de los recursos, apoyada en procesos profundos de control y democracia ciudadana, nunca se volvió tan imprescindible como ahora. (Texto de Rita Calvario, Esquerda.net, rebelión, 3/XI/08). REVOLUCIÓN: POR EL DERECHO DE VIVIR

.

Comunicado del FAR Incendiamos la sede de Recoleta -calle Maipo # 569- de la candidata electoral concertacionista Francisca Zaldívar. La incendiamos de la misma manera -nuestra bomba incendiaria de efecto retardado explotó aproximadamente a las 2 de la madrugada- y por las mismas razones que incendiamos la sede de la Izquierda Cristiana: para demostrar nuestra imparcialidad insurreccionalista frente a todos los partidos políticos de izquierda, centro y derecha, y para materializar nuestro descontento contra las próximas elecciones de alcaldes/esas y concejales. Esta nueva acción también les demuestra a ustedes, cerdos fascistas, que el discurso de nuestra organización expresado en estos comunicados es palabra viva; no son amenazas, son advertencias... ¡En nuestro anterior comunicado dijimos que vamos tras las cabezas de ustedes, los/as séquitos/as de Bachelet, y los/as politicastros/as parásitos/as de la derecha y la izquierda! Nada hemos hecho al azar. Estudiamos cada uno de nuestros pasos para poder estudiar meticulosamente cada uno de los pasos de nuestros enemigos y así poder identificar y atacar nuestros objetivos; el estudio operativo realizado en antaño por los grupos marxistas no es absolutamente nada frente a nuestros sondeos estratégicos... Saludamos y solidarizamos con los/as compañeros/as de la Fracción autónoma de ataque León Czolgosz, quienes este 15 de octubre pasado atacaron el Club Social de la PDI con una carga explosiva, ubicado en la Plaza Brasil, en pleno centro de Santiago. Camaradas: ¡solidaridad insurreccionalista! ¡A multipicar y fortalecer los ataques contra los centros

-27-

génesis 136


de organización y reproducción de los/as ricos/as y poderosos/as, de los políticos/as de izquierda, centro y derecha, de las iglesias católicas y protestantes, de los/as pacos/as, los/as ratis, los/as milicos/as y los/as gendarmes! ¡Uno a uno caerán! Ahora los atacamos acá en la comuna de Recoleta, pronto los/as atacaremos nuevamente... No pueden detenernos, la Revolución Social y el insurreccionalismo anarquista son imparables: estamos en todas partes prestos a la conspiración contra el Estado. ¡No estamos todos/as, faltan los/as presos/as!/ ¡Abajo los muros de las prisiones! ¡Libertad inmediata para Andrea Urzua, Freddy Fuentevilla, Marcelo Villaroel, y todos/as los/as secuestrados/as por el Capital! Nuestro grito sigue siendo el mismo de ayer: ¡A LAS BARRICADAS, A LAS ARMAS, POR EL TRIUNFO DE LA REVOLUCIÓN SOCIAL! ¡VIVA LA INSURRECCIÓN LIBERTARIA! Frente Anarquista Revolucionario DESDE ALGÚN LUGAR DE CHILE, 19 octubre, 2008. (Tomado de noticias de la rebelión, 24/X/08). TEOLOGÍA DE LA LIBERACIÓN

.

Teología de la Liberación: 40 años “Pocos son los creadores de una ruptura epistemológica. En el campo de la filosofía occidental moderna fueron creadores Descartes, Kant, Hegel, Marx, Heidegger. En teología destacaron Tomás de Aquino, Lutero, Bultmann, Rahner. Gustavo Gutiérrez abrió un camino nuevo y prometedor para el pensamiento teológico, descubrió una nueva manera de hacer teología”: son palabras certeras del teólogo Leonardo Boff. La teología en América Latina y el Caribe se caracterizaba por repetir o sintetizar pensamientos foráneos. A finales de los años sesenta, Gustavo Gutiérrez crea un método teológico desde y para la América Latina pobre y oprimida. Dio a esta reflexión de la fe desde el reverso de la historia el nombre de Teología de la Liberación. Su radio de proyección ha sido verdaderamente impresionante: desde la teología negra, india, asiática, feminista, ecológica y de las religiones, hasta la teología judía y palestina de la liberación. Gustavo es el primer latinoamericano en situarse en un plano de igualdad entre los grandes creadores dentro de la historia de la teología. La presente entrevista fue realizada en el contexto de dos celebraciones de gran relieve para este 2008: los ochenta años de vida de Gutiérrez y el cuarenta aniversario del emble-

mático documento eclesial latinoamericano Medellín. – El tema de la cercanía a los pobres no es nuevo, pero sí la indagación en las causas de la pobreza y la lucha contra la pobreza como parte de la identidad cristiana. ¿Cuándo comienza esta transición? – Me invitaron a hablar sobre la pobreza en Montreal en 1967. Quería tomar distancia de Voillaume, el autor de En el corazón de las masas, porque él evitaba cualquier perspectiva demasiado social en torno a la pobreza; pero la verdad es que no se puede evitar el hecho social. Hablé de tres nociones bíblicas

génesis 136

-28-

Noviembre, 2008


sobre la pobreza: primero la pobreza real o material, vista siempre como un mal. La segunda es la pobreza espiritual, como sinónimo de infancia espiritual. La pobreza espiritual es poner mi vida en las manos de Dios. El desprendimiento de los bienes es consecuencia de la pobreza espiritual. Y la tercera dimensión es la solidaridad con los pobres contra la pobreza. Voillaume hablaba de que había que ser pobre. Sí, muy bien, ¿pero para qué? ¿Qué sentido tiene? No es únicamente para santificarme yo. Había que plantearse lo que significa para el otro. – ¿Cuándo comienza a llamarse Teología de la Liberación a este nuevo modo de pensar la fe desde la perspectiva del pobre y del excluido? – El 22 de julio de 1968 en Chimbote, Perú. Me pidieron hablar de “teología del desarrollo” y me negué. Les dije que hablaría de teología de la liberación, que era más pertinente a nuestro contexto. Otra cosa que estaba de moda era la “teología de la revolución”, de la cual también tomé distancia. El peligro de la

misma era que pretendía cristianizar un hecho político. – A diferencia de otros, usted nunca estuvo de acuerdo con partidos o grupos como la Democracia Cristiana ni con Cristianos por el Socialismo, aunque acentuaba la dimensión política de la fe. ¿Por qué? – Nunca me gustó que se usara lo cristiano como adjetivo. Lo cristiano es un sustantivo. Siempre dije: “Soy cristiano por Cristo, no por el socialismo”. Que como cristiano alguien haga una opción por el socialismo es otra cosa, pero no puedo deducir el socialismo por el camino de la Biblia. De la Biblia deduzco la opción por la justicia, la opción por el pobre. La gente cuando no entiende esto dice: “Oye, pero tú niegas la política, estás del lado contrario”. Yo respondo que también creo en la autonomía de lo social y lo político.

– La discusión abierta es signo de una teología que le dice algo al hombre y a la mujer de hoy, que genera diálogo crítico no sólo al interior de la Iglesia sino con la sociedad. – Buena parte de las reacciones vienen de la acogida que tuvo. Si me hubiera quedado en un ambiente de intelectuales no hubiera tenido ese impacto. Hubo una acogida de la base, incluso con expresiones que a mí nunca me han convencido, pero que nacen de la buena voluntad, que dicen: “Yo soy de la Teología de la Liberación”. Pero la Teología de la Liberación no era ni es un club en el que uno se inscribe, ni un partido. Se cantaban miembros y luego decían lo que querían y no siempre correspondía con lo que uno pensaba. Son cosas inevitables. – Pero también hay una necesidad de encontrar fallas a una teología que provenía del sur. – Un periodista estadounidense me preguntó: “¿Qué piensa la Teología de la Liberación de este problema mundial?” Le dije: “Usted cree que esto es un partido político y que yo soy el Secretario General. Pues no”. También le dije: “A que usted no le pregunta a Metz (Juan Bautista): ¿qué piensa la

-29-

génesis 136


teología política europea de este problema mundial? A él no, pero a esta teología sí. Claro, porque aquello sí es teología. Metz es alemán”. Algunos reaccionaban de este modo porque piensan que algo venido de América Latina debe tener fallas grandes. Tienen que encontrarlas a como dé lugar. Si es latinoamericano tiene que haber alguna posición rara. Quieren cosificar una teología. – Si uno se deja llevar sólo por lo que está escrito en la prensa, tal parece que usted ha sido condenado por la Iglesia. Y no es cierto. – Es curioso. En mi caso nunca hubo condena, ni siquiera hubo un proceso; sí hubo un llamado diálogo, preguntas que siempre estuve dispuesto a contestar.

– ¿Cuánto duró el diálogo? – Comenzó en 1983 y concluyó de varias maneras, pero con papel oficial hace cinco años. Durante mucho tiempo todo estuvo en silencio. No hubo nada conmigo. – Su modo de proceder ha sido siempre poco conflictivo, enormemente dialógico y carente de dramatismo. Algunos creen que corresponde a su personalidad, pero creo que hay aquí algo profundamente eclesial. – Exacto. Todo viene de que el mundo que más dice a mi vida no es el mundo intelectual. No es la defensa de mis ideas porque son mis ideas. Me interesa la vida de la Iglesia, el anuncio del Evangelio y la vida de las conferencias episcopales. – Creo que se cuida bien de no convertir a la teología en un ídolo, en una ideología a la defensiva. – No hay que hacer de una teología una nueva religión. Es la tendencia de la sociedad civil. Algunos piensan que la Teología de la Liberación es una especie de cristianismo distinto, el mío. Y hasta lo dicen elogiosamente, no por criticar. No creen en el cristianismo, pero sí en la Teología de la Liberación. Pues lo siento, lo importante es el cristianismo, no la Teología de la Liberación; ésta sólo se entiende al interior del cristianismo.

– ¿Ha tenido que luchar contra cierta pretensión de superioridad? – Muchísimo. Llamar contextual a una y no contextual a la otra es un ejemplo. Todo pensar corresponde a un contexto. Más que un rechazo a la Teología de la Liberación, es una comunicación con un punto menor, como si fuéramos algo subalterno. Ha habido muchas cosas por el estilo. Se aceptaban las ideas, pero se criticaba la Teología de la Liberación. ¿Qué es eso?

– Estábamos acostumbrados a que la teología sólo dialogara con la filosofía y no con las ciencias sociales. Es una novedad que costó aceptar al principio. – Curioso, porque hoy las ciencias sociales están de lleno dentro de la teología. Esa crítica a la Teología de la Liberación ya prescribió. Y todo esto ocurre a pesar de que nunca dijimos que las ciencias sociales reemplazaban a la filosofía en la teología, sino que ampliábamos el abanico de luces y disciplinas humanas para trabajar el misterio cristiano.

– Además toda teología verdaderamente creadora genera resistencias. Es la prueba de fuego de su valía. – Evidente. Mira la reacción ante el diálogo de Teilhard de Chardin con las ciencias naturales. Y el ejemplo clásico de Santo Tomás de Aquino. Hablo de un gigante frente a esta teología tan enana como la Teología de la Liberación. Tuvo resistencias enormes, fue condenado por la Universidad de París y

génesis 136

-30-

Noviembre, 2008


tomó siglos que se le reconociera. Él incorporó una filosofía que provenía de un pagano, la repensó, la retomó, la mezcló. – ¿Cree que estamos ya en un nuevo y mejor momento? – La cosa más dura y polémica ha quedado atrás. Debe quedar para los historiadores. Y es muy bueno decir que ya pasó. Si algo ha muerto realmente es esta polémica. Yo creo que ya es tiempo de bajar el tono. (Ángel Darío Carrero entrevista con Gustavo Gutiérrez, La Jornada, 14/IX/08). COLUMNAS

.

Volviendo a la vaca fría Aprendemos de las lecciones de la vida que de poco nos puede servir una democracia política, por más equilibrada que parezca presentarse en sus estructuras internas y en su funcionamiento institucional, si no está constituida de raíz por una efectiva y concreta democracia económica y por una no menos concreta y efectiva democracia cultural. DeCuba ha estado siempre en el centro de ciclones más cirlo en los días de hoy parecerá feroces que el Gustav y el Ike, sin desdorar la crueldad de esos meteoros. Quienes nos asfixian nos han hecho más un exhausto lugar común de cierdaño que todos los huracanes. En los primeros días del tas inquietudes ideológicas del desastre, salvo honrosas excepciones amigas, incluyendo la pasado, pero sería cerrar los ojos de España, la solidaridad con Cuba parecía cicatera, cuando a la simple verdad histórica no no una formalidad. reconocer que esa trinidad demoAún así, en los lugares más golpeados no se ha parado de crática -política, económica, cultrabajar durísimo y los que lo han perdido todo mantienen la confianza en su país, por los principios de solidaridad que tural-, cada una complementaria siempre practicamos. Ante una tragedia como esta deseo y potenciadora de las otras, remenos que mi país retroceda a un sistema que estimula el presentó, en el tiempo de su esegoísmo, la futilidad y la explotación; un sistema que ahora plendor como idea de futuro, una mismo está dando serias señales de fracaso. de las más apasionantes banderas Si no fuéramos socialistas esto nos hubiera costado miles de cívicas que alguna vez, en la hisvidas y muchas más pérdidas materiales. Por experiencia propia sé que en el socialismo puede haber muchos toria reciente, fueron capaces de absurdos, pero entre dos sistemas imperfectos escojo el que despertar consciencias, movilizar apuesta por la solidaridad humana, por la igualdad de voluntades, conmover corazones. oportunidades a los que nacen, tengan la cuna que tengan. Hoy, despreciadas y tiradas a la Claro que quisiera que el socialismo cubano evolucionara basura de las fórmulas que el uso hacia formas más participativas y democráticas, lo que yo cansó y desnaturalizó, la idea de entendería más como profundización que como apertura. Al respecto, el gobierno cubano acaba de plantear, al menos democracia económica dio lugar verbalmente, la posibilidad de que los cubanos incrementen a un mercado obscenamente sin límites sus salarios, en la medida en que trabajen más. El triunfante, que al final se dio de Estado cubano se declara dispuesto a remunerar el esfuerzo bruces con una gravísima crisis laboral sin poner techo. Creo que ahora debiéramos en su vertiente financiera, mienfacilitarle el camino al trabajo. tras que la idea de democracia Silvio Rodríguez, rebelión, 27/X/08 cultural fue sustituida por una alienante masificación industrial de las culturas. No progresamos, retrocedemos. Y cada vez se irá haciendo más absurdo hablar de democracia si nos empeñamos en el equívoco de identificarla -31génesis 136


únicamente con las expresiones cuantitativas y mecánicas que se llaman partidos, parlamentos y gobiernos, sin atender a su contenido real y a la utilización distorsionada y abusiva que en la mayoría de los casos se hace del voto que los justifica y los sitúa en el lugar que ocupan. No se concluya de lo que acabo de decir que estoy contra la existencia de partidos: yo mismo soy miembro de uno. No se piense que aborrezco parlamentos y diputados: los querría, a unos y otros, mejores en todo, más activos y responsables. Y tampoco se crea que soy el providencial creador de una receta mágica que permitiría a los pueblos, de ahora en adelante, vivir sin tener que soportar malos gobiernos y perder tiempo con elecciones que pocas veces resuelven los problemas: me niego a admitir que solo sea posible gobernar y desear ser gobernado de acuerdo con los modelos supuestamente democráticos en uso, a mi ver, pervertidos e incoherentes, que no siempre con buena fe cierta especie de políticos intentan convertir en universales, con promesas falsas de desarrollo social que apenas consiguen disimular las egoístas e implacables ambiciones que las mueven. Alimentamos los errores en nuestra propia casa, pero nos comportamos como si fuésemos los inventores de una panacea universal capaz de curar todos los males del cuerpo y del espíritu de los seis mil millones de habitantes del planeta. Diez gotas de nuestra democracia tres veces al día y seréis felices para siempre jamás. En verdad, el único verdadero pecado mortal es la hipocresía. (Texto de José Saramago, josesaramago.org, rebelión, 12/X/08).

Esperanzas y utopías Sobre las virtudes de la esperanza se ha escrito mucho y parloteado mucho más. Así como sucedió y seguirá sucediendo con las utopías, la esperanza ha sido siempre, a lo largo de los tiempos, una especie de paraíso soñado de los escépticos. Y no sólo de los escépticos. Creyentes fervorosos, de los de misa y comunión, de ésos que están convencidos de que llevan sobre sus cabezas la mano compasiva de Dios defendiéndolos de la lluvia y del calor, no se olvidan de rogarle que cumpla en esta vida al menos una pequeña parte de las bienaventuranzas que prometió para la otra. Por eso, quien no está satisfecho con lo que le cupo en la desigual distribución de los bienes del planeta, sobre todo de los materiales, se aferra a la esperanza de que el diablo no siempre esté detrás de la puerta y de que la riqueza le entrará un día, más pronto que tarde, por la ventana. Quien todo lo ha perdido, pero tuvo la suerte de conservar por lo menos la triste vida, considera que le asiste el humanísimo derecho de esperar que el día de mañana no sea tan desgraciado como lo está siendo el día de hoy. Suponiendo, claro, que haya justicia en este mundo. Pues bien, si en estos lugares y en estos tiempos existiera algo que mereciese semejante nombre, no el espejismo habitual con que se suelen engañar los ojos y la mente, sino una realidad que se pudiese tocar con las manos, es evidente que no necesitaríamos andar todos los días con la esperanza en los brazos, meciéndola, o meciéndonos ella a nosotros en los suyos. La simple justicia (no la de los tribunales, sino la de aquel fundamental respeto que debería presidir las relaciones entre los humanos) se encargaría de poner todas las cosas en sus justos lugares. Antes, al pobre que pide al que se le acababa de negar la limosna, se le añadía hipócritamente que “tuviera paciencia”. Pienso que, en la práctica, aconsejarle a alguien que tenga esperanza no es muy diferente de aconsejarle que tenga paciencia. Es bastante común oír decir a los políticos recién instalados que la impaciencia es contrarevolucionaria. Tal vez lo sea, tal vez, pero yo me inclino a pensar que, al contrario, muchas revoluciones se perdieron por demasiada paciencia. Obviamente, no tengo nada personal contra la esperanza, pero prefiero la impaciencia. Ya es hora de que ésta se note en el mundo para que aprendan algo ésos que prefieren que nos alimentemos de esperanzas. O de utopías. (Texto de José Saramago, josesaramago.org, rebelión, 16/X/08).

génesis 136

-32-

Noviembre, 2008


génesis 136