Issuu on Google+

CUENTOS EN NAVIDAD 5ยบA Desde la clase de 5ยบA os deseamos unas Felices Fiestas

Navidad 2.010


Erase una vez un niña que solo quería ver a Papá Noel . Puso una cámara de video. Al día siguiente miró la cámara pero estaba todo igual. Se preguntó que había pasado . ¿Y los regalos? , no hay ninguno para mi; nada mas que algo pequeño , un libro, y carbón nada mas. A su hermano le habían traido de todo. Ella le tenía rabia así que fue a donde su hermano pequeño y le iba a cambiar su truron por su coche, pero no lo aceptó, entonces se enfadó y se fue a la habitaciòn y encontró un juego gigante y encima para ella y había una nota. Ella estaba ansiosa y encontró una moto de bateria, se puso a leer la carta y ponía que la próxima vez no se portase mal ,o no tendría regalos. Adrián C.


EL DIA DE REYES Érase una vez un niño llamado Pablo que vivía en Cádiz.

Pablo se puso enfermo y le llevaron al hospital. Allí, permaneció todas las navidades debido a la cantidad de pruebas que le hicieron.

Llegó el día de Navidad: hubo payasos, magos y una gran chocolatada.

Tres días más tarde, se acordó de que no había escrito la carta a los Reyes Magos. Decidió no escribirla porque pensó que no llegaría a tiempo. Llegó el día de Reyes y cuando se despertó vió con gran asombro que en su habitación había varios regalos con su nombre. Preguntó a su padre cómo podría ser posible: Él le respondió:” la noche de Reyes es mágica”. Adrián S.


De regalo quiero ... Venía de ballet, un viernes, la calle toda nevada, me acababan de dar las vacaciones de Navidad. Estaba muy contenta :ya no tenía que ir a clase. Entré a casa gritando -¡Ya es Navidad! Mi abuela me cogió y me dió un beso y mi madre me dijo: no grites Esther, esta tu hermana Alejandra durmiendo. Yo me fui a duchar y me puse el pijama, mi padre entró por la puerta, yo salté a sus brazos y me abrazó. Mi abuela me dijo:” Esther, tienes que escribir la carta de los Reyes”, yo dije que si y me puse a escribirla. No sabía que poner, estuve un buen rato pensando y al final se me ocurrió que quería un tutú morado y lo escribí en la carta y la enseñé a toda mi familia, menos a mi madre porque estaba con mi hermana pequeña y me dió mucha rabia, porque siempre está con ella. Mi padre siempre está conmigo y me hace caso. Al día siguiente, eché la carta al buzón con mi madre. “Hoy es Nochebuena y viene Papá Noel, a ver si me trae el tutú”-pensé. Cenamos una comida riquísima y luego jugué con mi familia, y por último nos fuimos a la cama. A la mañana siguiente me levanté muy pronto y fui al árbol de Navidad, había un regalo que ponía: “Esther”, le abrí y era un tutú morado, justo como me lo imaginaba. Corrí a la habitación de mis padres y se lo enseñé, me dijeron que me lo probara y me lo probé. Estaba guapísima , y lo iba a llevar a todas las clases de ballet. Águeda.


Érase una vez en Laponia donde vive papa Noel que se estaba preparando para la llegada de la Navidad. A las afueras había una pequeña casa y una fábrica donde trabajaban los elfos de papa Noel. Aquel día la mujer de papa Noel fue a ver qué tal estaba, al verle, notó que se encontraba enfermo. Rápidamente llamó a uno de los médicos. Este le hizo toda clase de pruebas que encontró la enfermedad. Su hijo que se llamaba David estaba escuchando, llamo a sus amigos y les dijo: -Chicos mi padre está enfermo y solo se puede recuperar tomando la planta que crece en la montaña Dulcie.Un renito que estaba por allí pastando dijo: -Yo sé donde se encuentra si queréis os acompaño.Los niños aceptaron y se pusieron en marcha. Al día siguiente ya estaban en la montaña.


- cojamos la flor y vayรกmonos.- dijo David. Por la noche llegaron y Papรก Noel pudo tomar la medicina para esa noche poder repartir los regalos. Alba

FIN


Érase una vez en un pueblo pequeño en el que siempre era Navidad .Todos los habitantes decoraban todo. Cuando llegó la noche de Papa Nöel .El Grinch por la noche se metió por todas las casas robando los regalos . Al día siguiente todos se despertaron y dijeron : ¿Dónde están los regalos? . Entonces el día de Reyes toda la gente se quedó despierta para saber quién era el ladrón . Y al final descubrieron que era el Grinch . Entonces tuvo que devolver los regalos y desde entonces están felices. Alberto


HECHO POR ALBERTO5A


Érase una vez, tres niñas llamadas: Andrea, María y Esther, que tenían 10 años. Un día salieron a la calle a montar en trineo. De repente les cayeron en la cara unos copos de nieve. Cogieron los copos y les llevaron al congelador, pero como no entraban los tres en el congelador, cogieron unas cajas con un poco de hielo, metieron un copo en cada una y se las llevaron a su cuarto. Entonces oyeron unas voces que decían: -¡Hola! ¿Hay alguien ahí? -¡Queremos salir! Andrea, María y Esther abrieron las cajas y vieron que los copos podían hablar. Un copo dijo: -Hola, me llamo Copi, yo soy la pequeña. El segundo dijo: -Hola, yo me llamo Copin, y soy la mediana. El último copo dijo: -Hola, yo soy Blanquita, y soy la mayor. Las tres niñas se asustaron un poquito, pero luego se alegraron porque los copos les dijeron que podían concederlas tres deseos. Copi fue para María, Copín fue para Esther y Blanquita fue para Andrea. El primer deseo de las tres fue seguir siendo siempre amigas. El segundo deseo fue tener una pulsera de la amistad para recordarse las tres siempre. Y por último, el tercer deseo fue que siempre en Navidad pudieran jugar mucho y divertirse siempre juntas. Alma


EL MISTERIO DE NAVIDAD

Érase una vez unos niños que iban a visitar a su tío, que vivía en un castillo muy alto y con una torre muy puntiaguda. No era una persona muy conocida por allí, ya que todo el tiempo lo pasaba encerrado en aquel misterioso castillo. Cuando los niños se acercaban al castillo, vieron que unos camiones se estaban alejando. Ya estaban llegando al castillo, cuando de pronto oyeron un crujido debajo de sus pies. Al fin, llegaron y llamaron al timbre. Por el portero automático se oyó una voz cavernosa de dijo: -Quién es?Los niños dijeron, a la vez: -Somos nosotros, tíoSu tío dijo que ahora iba abrir la puerta.

Enrique


Ya era la hora de irse a dormir. Cuando su tío se fue a la habitación, el niño quería saber cuál era el ruido que escucharon al llegar. Cuando salieron vieron que su tío también se iba, le siguieron y descubrieron una entrada secreta. Al entrar escucharon voces que decían que el método que usaban para robar era muy efectivo. En cuanto oyeron eso, llamaron ala policía, que detuvo a su tío y a sus compinches. El día del interrogatorio declaró que el sistema que utilizaba era que fabricaba peluches que los niños compraban por navidad y que él dirigía y con ellos saqueaba las casas.

Enrique


Corría el siglo I después de cristo en Egipto. Era navidad, pero los esclavos seguían trabajando, sin embargo los faraones y su familia lo celebraban a lo grande. Faltaban cinco días para papa Noel y los esclavos estaban hartos, así que organizaron una revolución. Un minuto antes de la revolución vinieron faraones muertos y embrujaron la navidad, trajeron nubes de Venus y el clima plutoniano. Los esclavos y los faraones se unieron y derrotaron a los muertos, lo celebraron a lo grande y vivieron iguales

Y así ya no hay esclavos

Prohibidos los esclavos

Todos somos iguales


Érase una vez un duendecillo llamado “Scraby”. Era muy bueno, y tenía muchos amigos. Pero llegó el día de Nochebuena, el pequeño duendecillo se levantó de su camita y tras un rico desayuno se dispuso a salir de su casa. Pero cuando salió a ver a sus amigos, no estaba ni uno. Y Scraby se fue a la ciudad creyendo que ahí estaban sus amigos, pero lo único que vió eran familias comprando las luces de Navidad y dándose esos abrazos tan calurosos que a él le gustaban. Scraby se echó a llorar y regresó a su casa, cuando abrió la puerta de su casa… -¡Sorpresa¡ Eran sus amigos, que le estaban esperando en casa con el árbol de Navidad y la cena de Nochebuena. Y así, Scraby y sus amigos cenaron una rica cena de Navidad. Pero… al día siguiente, ¡Había venido Papá Noel¡ Jesús


La madrastra malvada.

Érase una vez unos niños que vivían muy mal sus padres murieron era Navidad y los niños querían regalos de Papa Noel. Los niños dijeron:- quiero un coche-quiero un avión. Los niños tristes porque su madrastra no quería darles sus juguetes pero dijo la madrastra: Si haces trabajos o los daré, trabajad hasta Navidad. Pero cuando llego la hora de los regalos les dieron carbón. Los niños enfadados le gastaron una broma fue con arañas y serpientes. La madrastra enfadada les echó. En dos semanas les adoptaron unos padres muy generosos y vivieron felices y comieron perdices. Luis.E


Historia de Navidad En un pueblo muy pequeño estaban todos alegres porque era el día 25 de diciembre. Todos los niños jugaban a tirarse bolas, las madres y los padres colocando los adornos. Pero... a lo lejos del pueblo se veía una casa que no tenía adornos. Un niño llamado Pepe no podía salir en Navidad nunca porque su madre no creía en la navidad. El niño siempre estaba triste porque ninguno de su familia creía en la navidad. Pero una cosa buena que era de él era que si creía en la navidad. Llamaron a la puerta y la madre de Pepe la abrió y eran Daniel y sus amigos. Ella no entendió nada. Los niños dijeron :"tienes que creer en la Navidad los regalos ,los adornos en las casas... Y tambien Noche vieja el día 31. Los niños convencieron y el creyó en la Navidad. Su hijo salió rapidamente a jugar con Daniel y sus amigos, y la madre y el padre colocaron los adornos. Y desde ese día gracias a los niños todos creían el la NAVIDAD................ Lydia


Érase una vez un extraterrestre que viajó a la Tierra. Llegó a un bosque. Era el día de Nochebuena pero el extraterrestre llamado Examinador, no tenía familia y decidió ir a casa de Daniel que era muy bueno. El extraterrestre llamó al timbre y cuando abrieron la puerta Daniel se asustó, no podía creerse que había un extraterrestre en frente de su cara. Daniel le miró y le dijo que si quería ir a cenar con ellos. Él contestó: si, si, si, si. Cuando entraron el padre, la madre, su hermano etc. se quedaron sorprendidos y pasaron la Nochebuena y la Navidad y el extraterrestre ya tuvo familia.

Marcos


Érase una vez en la Noche de Reyes y un niño esperaba impaciente por sus regalos. De repente su padre le dijo.- ¡venga a la cama que si no , te traerán carbón .Y el niño se durmió . Al día siguiente el niño se levantó tan corriendo que se cayó por las escaleras. Cuando se levantó vio a su Padre llevándole a la cama para que descansara. Y vio muchos regalos y se puso muy contento.

Mario B 5a


Érase una vez una familia, que eran Sara la madre; Juan , el padre; la hija, Paula y el hijo igual que el padre. Era un bonito día de Navidad que estaba nevando, y el padre les preguntó: hijos, ¿ a dónde queréis ir de vacaciones de Navidad?,”¡ a ver a papá Noel!-dijeron los niños . La madre estaba de acuerdo, y fueron prepararon las maletas y fueron primero fueron en tren y llegaron. Primero hay que subir esa subida caminando. Empezó a nevar, menos mal que la niña tuvo en cuenta que pasaría esto y metió un paraguas y llegaron. A la mitad dejó de nevar y empezó a granizar y se rompió el paraguas y fueron corriendo y llegaron. No había nadie pero había regalos para los niños, los abrieron y era una máquina para encontrar a Papa Noel. El niño empezó a buscarle, y estaba durmiendo con los renos y a la niña la habían regalado un despertador. La niña tuvo la


idea de despertarle .Le despertaron y la niña preguntó:¿y cómo volvemos? Papa Noel dijo: podéis volver con mi trineo . La familia dijo: ¡Si! , venga montad todos, volveremos para casa. Los renos empezaron a volar y todos dijeron : ¡adiós! Colorín colorado este cuento se ha acabado. Noelia


Érase una vez una niña muy buena, que por Reyes pidió: Una muñeca, una cocinita y muchos peluches. Cuando llegó el día, los Reyes no la habían traído nada, entonces ella enfadada cogió a su caballo Argot y se fue al monte. Llego a su club y de repente oyó unos gritos _ ¡Socorro ayuda! La niña fue a ver que pasaba, de pronto vio a los Reyes Magos metidos en una jaula, ella intentó sacarles pero estaban cerrados con llave.


El caballo y la niña engancharon con una cuerda la jaula y con mucha fuerza consiguieron romper la cerradura y los Reyes muy agradecidos le dijeron a la niña que fuese a Oriente y que cogiese todos los juguetes que quisiera, pero antes la niña pregunto: _ ¿Por que estabais allí encerrados? _Porque Papa Noel quiere hacerse dueño de la Navidad y repartir el solo los regalos. La niña dijo: _ Gracias por todo _ No, gracias a ti por hacer que esta Navidad todos los niños tengan juguetes. Nuria.


Un día en navidad un niño llamado Andrés N dijo a sus padres: papá , mamá para Reyes y Papá Noel quiero un coche teledirigido y un juego para la play station 2. El día, que tendría que venir Papa Noel, no vino y por la mañana Andrés se disgustó. Papá Noel no vinó y todas las personas estaban tristes. Andrés fue a casa de su amigo Marcos y el hermano de Marcos era Adrián. Estuvieron jugando hasta las 12:00 de la noche. El día de reyes los niños estaban nerviosos , por la mañana todos los niños estaban contentos. Al año siguiente los niños rezaban para que viniera Papá Noel pero no y así se terminó este cuento. Adrián


Un día antes de Navidad santa estaba mareado, es muy raro, él nunca se mareaba. Todos tristes siempre les visitan preguntándole si necesita algo y dijo:”necesito un sustituto” todos asombrados buscaban un buen sustituto pero no lo encontraron .Todos decían que este año no habría Navidad. Santa tenía máscara, era un impostor. Santa está secuestrado por eso estaba raro. Ya era Navidad y no entregó los regalos .Todos los niños estaban tristes. Al día siguiente si había regalos en las casas. Santa estaba libre y todos hicieron una fiesta en su honor. Pablo A


Érase una vez un niño llamado Luis, en la víspera de Navidad tiró huevos a la cabalgata. Cuando se levantó para abrir los regalos, solo vio un carbón muy grande y Luis se puso a llorar. Luis les preguntó a los reyes en su sueño ¿por qué no me habéis traído regalos? Porque el día de la cabalgata tiraste huevos y a nosotros eso no nos parece bien, entonces por eso te hemos traído ese pedazo de carbón muy grande.

Cinco meses más tarde Luis ayudaba a su madre a hacer la compra , lavar , planchar, poner la mesa etc…Él ya sabia que si se portaba bien los reyes le traerían muchos regalos .Luis un día soñó que los reyes le traían un lamborghini murciélago , un palacio y mucho dinero. En la víspera del año siguiente se portó bien y animó mucho. A Luis, le encantó la cabalgata. La mañana de reyes, se


despertó nervioso, fue junto al árbol y vio muchos regalos pero no el lamborghini ni el palacio pero si le trajeron 50 euros. Luis se alegró mucho y estas navidades han sido para él las mejores. Colorín colorado este cuento se ha acabado. ¡Feliz navidad para todos! Pablo.M

¡¡¡¡¡hohohohoh!!!!


Era una noche de navidad y Papá Noel preparaba los renos y el trineo. Mientras tanto los espías navideños intentaban entrar en la fábrica de juguetes, pero los elfos intentaban cerrar todas las entradas excepto un elfo que que estaba llamando al servicio secreto de la señora Noel. Vino el servicio secreto de la señora Noel y ayudo a los elfos, los espías navideños se fueron. Era hora de marchar a preparar las casas para Papá Noel, pero los elfos tuvieron problemas, los espías navideños les capturaron. Los espías navideños no prepararon nada para que Papá Noel tuviera muchos problemas. Lo único que querían los espías navideños era ser fabricantes de juguetes para Papá Noel. Papá Noel repartió todos los regalos con alguna que otra dificultad, pero lo consiguió.


Mientras Papá Noel iba a su casa vio a todos los elfos atrapados en una red gigante. Papá Noel consiguió liberarlos, el único problema fue que al volver a casa empezó a nevar. Cuando llegaron los espías navideños estaban allí. Le contaron lo que querían a Papá Noel y les metió en un cursillo de fabricantes de juguetes, pero también les puso un castigo que nadie sabe.

Paula

Echo por: Paula


Raúl T.

Un día navideño en una casa abandonada habitada por un fantasma llamado Rupir. Era un fantasma muy bueno que tenía un gato fantasma y también estaba sus padres que no le dejaban salir. Un día Rupir se fue de casa y vio como nevaba así que empezó a jugar pero se quedó dormido y por allí pasaron tres niños y cuando pasó se despertó y quería ser su amigo, pero dos se asustaron y la única que se quedó fue Sali una niña muy juguetona y que le gustaba cosas de chicos y le dijo: - ¿Qué haces aquí? - Me he escapado de casa. ¿Quieres que te cuente un secreto? Soy la hija de Papá Noel y he mirado que eres un fantasmita muy bueno y obediente así que te llevaré a casa con tus padres. Al día siguiente todo el salón estaba lleno de regalos. Ahí están sus padres, Sali y Papa Noel y le contaron por qué se hicieron amigos. Diez años más tarde Rupir y sus padres se transformaron en humanos, un regalo de Papa Noel y Rupir se casó con Sali, pero esto es otra historia. Raúl

Rupir

Sali


Raúl T.

Rupir

Sali


UNA FELIZ NAVIDAD Había una vez una familia muy rica, paseaba por la ciudad con una perra con unas orejas pequeñas y bonitas. Una niña rubia con un vestido rosa muy bonito, un niño con un pantalón marrón y una camisa roja, el padre y la madre eran muy malos para compartir el dinero con los pobres. Se encontraron a unos pobres niños, una niña y un niño y al lado un perro en el cubo de basura. El perro se coló en la cesta de la madre y cuando fueron a su casa se salió el perro de la cesta y cuando la niña y el niño lo vieron le fueron a lavar. Después de dejarle limpio vieron el collar y era de los niños que vieron. Le pusieron a dormir donde la perrita pero no sabían que era un perro no una perra. Al día siguiente vieron unos pequeños cachorros y los escondieron en la ropa sucia. La madre fue a recoger la ropa y vio a los cachorros fue a enseñárselos a los niños y la dijeron la historia. La madre invitó a la familia de los pobres y a la suya y todos celebraron las Navidades y los perros también.

Sara A.


Erase una vez una familia compuesta por una madre, un padre, una niña y un niño. Esta familia no tenía amor no se querían los unos a los otros, pero, lo peor es que no les gustaba la navidad y cada vez que por esas fechas iba gente a su casa para cantar villancicos ellos les cerraban con las puertas en las narices y decían: ¡Fuera, vete, y no vuelvas! -Un día los niños (que eran los únicos que se llevaban más o menos bien) decidieron hacer un plan para que sus padres creyeran en la Navidad y para que hubiera más amor. Cuando lo habían terminado lo pusieron en práctica. Observaron y vieron que sus padres estaban viendo la televisión, uno en cada punta del sofá, y dijeron: -Llegó la hora es el momento ideal. -Los niños propusieron a sus padres ir a dar una vuelta por el pueblo y ellos


aceptaron. Cuando estaban paseando vieron a un niño pobre, pidiendo limosna, con la ropa sucia y rota. Entonces los padres sintieron pena y los dos juntos fueron a por comida, ropa, calzado, etc. Se lastimaron tanto de él que les hizo cambiar de opinión y desde ese día son una familia feliz pase lo que pase. Nunca más estarán uno en cada punta del sofá y tampoco dormirían separados a partir de ese día no.

AUTORA:Tania


Érase una vez, en navidad una niña, esperando plácidamente a Papá Noel, llegó el día, ella estaba durmiendo. Al día siguiente se levantó corriendo, miró debajo del árbol y Papa Noel no había venido, y ella dijo: -¿Por qué no habrá venido Papa Noel? , siempre viene sin demora.-Dijo ella molesta. Entonces la niña fue en su busca, pero se olvidó de un pequeño detalle, que por otro lado es un gran detalle. ¡NADIE SABÍA DONDE ESTABA SU GUARIDA! -¡AAAHHH!- decía ella- ¿Qué es esa cosa que estoy viendo en el suelo? -¿Cosa, como que cosa?- dijo aquel animal. - Vengo para anunciar qué Papa Noel no hará Navidad. –Dijo el animal. -¿Por qué razón?- dijo ella. -Pues muy sencillo, porque Papa Noel estaba preparándose. Todos los elfos estaban allí, y cuando iba a despegar se chocó contra el gran árbol de navidad. -Oh, oh.- Dijo la niña temerosa. -Tengo una idea.- Dijo el animal. -Cuentala.- Dijo ella. -¿Por qué no la hago yo?. –dijo aquel pequeño, gordo, feo, sucio y peludo animal. -Buena idea.- dijo la niña saltando. Entonces el animal y la niña siguieron cada uno su camino. Al día siguiente la niña se encontró un montón de regalos, y a Papa Noel para que le alimentasen, cuidasen y lavasen. Sara L.


FIN.


Cuentos en Navidad