Issuu on Google+


AL PIE DE LA LETRA Es un proyecto fotográfico que consiste en fotografiarme a mí misma haciendo una serie de acciones que representan literalmente lo que una frase hecha o modismo español relata, representando con imagemes dichos modismos “al pie de la letra”. Cada una de las fotografías revela una expresión típica utilizada en la lengua española, con este proyecto propongo entender el lenguaje desde una visión divertida, resaltando lo absurdo que puede llegar a ser si sigueramos todo lo que decimos de forma literal, o todo lo que nos dice la publicidad y la televisión, todo sería bastante cómico. Os propongo una reflexión sobre lo que somos nosotros mismos, lo que decimos y lo que hacemos y que nos lo tomemos con sentido del humor.


1


2


3


4


5


6


7


8


9


10


11


12


13


14


15


16


17


18


19


20


21


22


1 “Chupar cámara” En fotografía o en televisión, situarse en primer plano y hacerse notar por encima de otras personas: -La mayoría de los políticos lo único que pretenden con tanta foto y tanta entrevista es chupar cámara.2 “Tener la sartén por el mango” Significa que ser el que tiene el poder absoluto, el que domina la situación. También puede usarse la expresión “Es el que corta el bacalao” o “Es el que maneja el cotarro”. 3 “Pasar página” Significa dejar algo atrás, intentar olvidarlo, dar algo por terminado y seguir adelante, caminando hacia el frente. Esta expresión suele utilizarse tras un desengaño amoroso, tras una situación trágica, dolorosa o traumática o, en general, ante cualquier situación que suponga un antes y un después. -Tras varios intentos de reconciliación, Juan ha decidido pasar página y olvidar a María.4 “Dar calzabas” Por una parte, significa ‘suspender a alguien un examen. -Me han dado calabazas en matemáticas.Por otra parte, se trata de una expresión utilizada hoy en día para rechazar a alguien que propone una relación amorosa a otra persona, que no le corresponde. Y por extensión, también se emplea para rechazar un ofrecimiento. -José pensaba que triunfaría con esa carta de amor, pero Marta le dio calabazas.En la Antigua Grecia, la calabaza se consideraba anafrodisíaca, por lo que darlas equivalía a apagar el fuego de la lujuria evitando así los escarceos amorosos.


5 “No pintar nada” No tener importancia o no poder hacer nada una persona en un lugar. -En esa casa sólo cuenta la opinión del padre. Los demás no pintan nada.- Seguramente este verbo <<pintar>> se refiere al <<pinte>> de algunos juegos de cartas, es decir, al palo llamado <<triunfo,>> que es el que, elegido al azar por el jugador que reparte, tiene más valor que los demás. 6 “Ponerse las botas” Significa enriquecerse o conseguir un gran beneficio o provecho de alguna circunstancia. Procede de la época de los romanos y bizantinos, cuando llevar este tipo de calzado era sinónimo de pertenencia a una clase social alta. 7 ”Tener salero” Tener gracia o desenvoltura en la forma de actuar. Se considera la sal como la alegría de la vida, del mismo modo que la sal hace más sabrosos los platos. 8 ”Vérsele a alguien el plumero” Dejar traslucir las intenciones, las ideas o los defectos. -Dice que no está enamorado de Beatriz, pero cada vez que la mira se le ve el plumero-. En un principio se aplicó la expresión a la persona que dejaba ver claramente sus intenciones políticas. Se aludía al penacho de plumas que coronaba el casco de los milicianos que se crearon en 1820 para defender las ideas del gobierno liberal.


9 ”Cruzar los dedos” Se adjudica a los esclavos negros en América del Norte. Aquellos que mutaron sus creencias y se convirtieron a la fe cristiana, cuando estaban esposados o con las manos atadas y no podían usarlas con libertad para formar una cruz o santiguarse, apelaban a cruzar dos dedos de alguna mano para darle forma al símbolo de los cristianos y así invocar a Dios o elevar una plegaria. Se trataba, entonces, de un recurso para practicar la fe ante situaciones adversas, muy alejado del sentido actual. Hoy consiste en un gesto supersticioso, al que se apela para espantar la mala suerte. 10 “Dar la lata” El origen viene asociado al fastidio ocasionado por alguien que golpea instrumentos de percusión tales como zambombas, palos y cencerros, para festejar las segundas nupcias de una viuda o de un viudo. El uso popular, sin embargo, le ha adjudicado al dicho el significado de fastidio causado por cualquier inoportuna insistencia. 11 “Ser como un libro abierto” Actitud de quien se expresa con claridad o de quien se comporta sin ocultar nada y con sinceridad. La analogía es bastante gráfica: cuando un libro está abierto muestra todo su contenido, todo su conocimiento, todas y cada una de las palabras que posee en sus páginas. 12 “Estar cogido con pinzas” Decimos que algo está cogido con pinzas cuando es algo provisional, cuando no es definitivo, no es firme, no está completamente definido ni acabado y si no se arregla, antes o después se derrumbará, se romperá, no aguantará. Se puede decir que hay que coger con pinzas cuando no hay que tomarse algo completamente en serio, que hay que verlo con la posibilidad de que cambie, de que no es totalmente definitivo.


13 “Estar vendido” Estar en una situación difícil que otros pueden controlar, con el consiguiente prejuicio para él El dicho estoy vendido se aplica con el significado de “estoy desamparado; me han dejado solo ante el peligro o la dificultad aquellos que debieran ayudarme”. 14 “Dar gato por liebre” significa engañar a alguien al darle de mala fe un artículo o servicio de inferior calidad a la que se había convenido o por la que se había pagado. El origen de esta frase está en la proverbial mala fama que tenían las antiguas posadas, mesones y tabernas, de las que con frecuencia se decía que servían a sus clientes carne de gato, en lugar de conejo 15 “Lavarse las manos” Desentenderse una persona de un asunto. Poncio Pilatos, procurador romano de Judea en tiempos del emperador Tiberio determinó con su forma de actuar el destino de Jesús de Nazareno. Según se narra en la Pasión de Jesucristo luego de apresado este y conducido al palacio del sumo sacerdote bajo la acusación de hacerse llamar “Rey de Israel” y provocar revueltas en el pueblo, se le encontró culpable de Blasfemia, siendo acusado a pena de muerte. En ese momento pusieron el caso en manos de Poncio Pilatos, el único con la mente clara como para darse cuenta de la inocencia del acusado, pero temiendo una reyerta mayor entre los habitantes del pueblo, cedió ante ellos y lo hizo lavándose las manos mientras decía: “Inocente soy de la sangre de este justo”. Todos conocemos la suerte que corrió Jesús después de esto.


16 “Con las manos en la masa” Sorprender a alguien realizando lo que no desea que se sepa o vea, o cometiendo una falta. -La madre atrapó al niño con las manos en la masa: justo lo observó cuando se subía a una silla para agarrar los caramelos.17 “Tirar la toalla” Tirar la toalla significa darse por perdido, renunciar a continuar la lucha, abandonar. proviene del mundo del boxeo y cuando el boxeador ya no puede más y se da por perdido, las reglas dicen que su entrenador debe arrojar una toalla al ring, lo cual significa que abandona el combate. 18 “Pegársele a uno las sábanas” Quedarse dormido más tiempo de lo habitual o de lo necesario. -Cada mañana se te pegan las sábanas y llegas tarde a la universidad. -¡No me extrañaría que acabes suspendiendo todas las asignaturas!19 “Estar a dos velas” Equivale a estar sin blanca, es decir, sin dinero, sin recursos de ningún tipo. Algunas fuentes sugieren que alude al juego y al hecho de que, antiguamente,en las timbas y partidas de naipes “ilegales”, el banquero solía contar los puntos y el dinero a la luz de dos velas. En este supuesto, si un jugador lograba ganar todo el dinero de la banca literalmente dejaba al banquero “a dos velas”.


20 “Tocar madera” Acción supersticiosa realizada para prevenir un daño. -Toquemos madera, no sea que nos vaya mal en el examen.Los Arios mazdeístas tocaban madera para ponerse bajo la gran seguridad y protección de Atar, genio del fuego. Se creía que dicho poder estaba enteramente encerrado en las venas de la madera. 21 “Media naranja” Persona que se adapta perfectamente a otra o se complementa con ella. Contaba Aristófanes que, en un principio, la raza humana era casi perfecta. Los seres eran esféricos como naranjas.Su vanidad les llevó a enfrentarse a los dioses creyéndose semejantes a ellos. Zeus los castigó partiéndolos por la mitad con el rayo, desde entonces los seres humanos nos vemos condenados a buscar entre nuestros semejantes a nuestra media naranja con la que unirnos en abrazos que nos hagan más “completos”. 22 “Ponerse las pilas” Empleamos esta expresión para indicar que nos disponemos a “emprender algo con energía y resolución”. Es esta actitud la que caracteriza el concepto, subyaciendo generalmente la connotación implícita de que anteriormente la energía y la resolución estaban ausentes de nuestra conducta.


Denisse GarcĂ­a 2012


AL PIE DE LA LETRA