Issuu on Google+

Revista DALEALBO - Número 2 - Abril 2011 - Distribución gratuita, prohibida su venta.

ENTREVISTA

LUIS MENA HOMENAJE

LA HISTORIA DEL “CACIQUE” REPORTAJES

ESTADIO MONUMENTAL - CIENFUEGOS 41 EDICIÓN ESPECIAL

86 AÑOS DEL CSD COLO-COLO


2


SECCIONES

PAG

EDITORIAL Editorial

3

Reportaje

4

Cienfuegos 41: La Casa del CSD Colo-Colo

Reportaje

86 AÑOS DEL

CSD COLOCOLO

6

Una Historia Monumental

Póster

8

El Colo-Colo Invencible

Historia

10

86 Años de Gloria

Jugador Histórico

12

Luis Mena

Lectores

7

Cartas, Facebook, Twitter

Revista DALEALBO Número 2 Abril 2011 Distribución Gratuita Prohibida su Venta

Equipo Director: Francisco Arellano Periodistas: Javier Troncoso Luis Marambio Diseño: Cristián Fernández Fotografía: Pedro Santana Cristián González

Este mes, Colo Colo celebra 86 años de existencia y desde hace algunos años, sus socios, hinchas y simpatizantes se han encargado que abril sea “el mes de los colocolinos”. Durante estos 30 días, varios grupos de fanáticos organizan y llevan a cabo actividades para mantener vivo el espíritu del club que nació aquel recordado 19 de abril de 1925 y que no debe morir ni ahora ni nunca. Velatones en la ex sede de Cienfuegos y en el estadio “El Llano” -donde comenzó la historia-; visitas y romerías al mausoleo de viejos crack en el Cementerio General; cenas de homenaje a ídolos de la institución; visitas al estadio con niños en riesgo social, entre otras son las acciones que los hinchas realizan por estos días, recordando que somos un Club Social, antes que todo. Sí, es cierto, después del período eleccionario en el club, las relaciones entre varios grupos al interior de la institución quedaron dañadas y fisuradas, pero creemos que abril es el mes propicio para limar asperezas y volver a ser lo que hemos sido históricamente: una familia. El presente número es nuestro pequeño aporte como DaleAlbo principalmente a los hinchas más jóvenes, para que de esta manera conozcan y aprendan de las raíces del club, con información sobre la famosa sede de Cienfuegos, fotos y datos de ídolos históricos, imágenes antiguas del estadio y algunas cosas más. Para que sepan que Colo Colo nació grande y lo construimos día a día entre todos. Un gran abrazo, un muy feliz 19 de abril… Y sigamos haciendo historia.

3


REPORTAJE

CIENFUEGOS 41

LA CASA DEL CSD COLO-COLO Durante 50 años, la tradicional casona fue un ícono en la vida de pueblo “albo”. A continuación te invitamos a conocer parte de su historia. Colo Colo es más que un equipo de fútbol que

entra a la cancha los domingos. Es -o fue- un Club Social y Deportivo que llegó a tener más de 15 ramas y una hermosa sede, donde sus más de 60 mil socios activos y al día, tenían las puertas abiertas para hacer vida social y de club. Desde su fundación, el “Cacique” no tuvo sede definida y se movió por varios sectores de Santiago, como la casa de la familia Arellano en Covadonga 143, el Estadio El Llano, luego se fue a Santo Domingo, Estado y a San Pablo, hasta que se acordó la compra de una sede propia. De este modo, Antonio Labán, presidente de la época, inició la búsqueda de la casa a adquirir. Visitó dos: una en la calle Ejército y la casona de Cienfuegos, perteneciente en ese entonces a Ismael Edwards Matte, a quien se le compró en 8 millones 50 mil pesos tras la aprobación del directorio el 30 de junio de 1954. La hermosa casona de Cienfuegos tiene 1.700 metros cuadrados construidos sobre un terreno de 932. Es una joya arquitectónica diseñada bajo el estilo neogótico y medieval, con sus gárgolas en las ventanas, las que destacan por sus bellos vitrales. En el primer piso funcionaban las oficinas administrativas del club, donde los socios pagaban sus cuotas. También estaba el doctor y el dentista que atendía a cadetes, jugadores y socios.

4


pasó del eterno rival a Colo Colo. Qué año eligió el “Pato” para vestirse de blanco. La sede también fue testigo del mayor evento social de la historia del club: el matrimonio del ídolo de la institución, Carlos Humberto Caszely en 1973.

A través de las ventanas del primer piso se vendían las entradas para los partidos, las filas para conseguir boletos muchas veces se extendían por varias cuadras hacia la Alameda. Existía también un gimnasio donde se realizaban las asambleas de socios. Se organizaron varios campeonatos de baby fútbol y de ping pong. Incluso se fundó la rama de rayuela, actividad favorita de quienes visitaban la sede a diario, sólo para conversar de la vida y de Colo Colo. En el segundo piso funcionaban las oficinas directivas. En uno de esos grandes salones forrados en maderas finas y añosas se organizaban las reuniones de directorio, en otro funcionaba la oficina del presidente donde los jugadores debían ir a firmar sus contratos. Ídolos como “Cua Cua”, “Chamaco”, Caszely, Ormeño, Garrido y Pizarro firmaron su primer vínculo como profesionales allí. Los refuerzos también eran presentados en Cienfuegos. El más mediático y recordado fue el fichaje de Patricio Yáñez, quien en 1991

Durante 50 años, la sede de Cienfuegos cobijó a toda la familia colocolina hasta que en septiembre de 2004 y en medio de una disputa dirigencial (el famoso “directorio paralelo”), se decretó el remate del inmueble, siendo adquirido por la Universidad Alberto Hurtado. Pasaron varios años hasta que la Corporación Club Social y Deportivo Colo Colo volvió a tener un espacio físico para reunirse. Hoy se encuentra en el mismo Estadio Monumental, junto a la puerta 16 de Tucapel, donde llegan los poco más de 200 socios sólo a pagar sus cuotas.

Acta de directorio de 1954, donde se aprueba la compra de la sede de Cienfuegos 41

SE PUEDE RECUPERAR LA SEDE En agosto de 2007 el CSD Colo Colo le encomendó a su abogado y actual vicepresidente, Jorge Aguilar, iniciar las acciones para poder recuperar la sede de Cienfuegos 41. Amparados en que al momento de realizarse la “licitación-remate”, no se le pidió la autorización ni al síndico ni a la junta de acreedores, requisito legal ineludible. Por lo mismo, este proceso debería quedar nulo. Pues bien, la demanda se presentó, ya terminó la etapa de discusión y de prueba, y desde junio de 2010 se espera que se dicte sentencia, cosa que tendría ocurrir este año. De ganar Colo Colo, se vuelve al estado anterior a la fecha de la venta, lo que quiere decir que el club recupera la sede y el tribunal deberá decidir quién le cancela a la Universidad Alberto Hurtado los 280 millones que pagó por la casona.

5


REPORTAJE

A 22 años de la inauguración definitiva del Estadio de Colo-Colo

UNA HISTORIA Por: Ignacio Pérez-Tuesta / Fotos: Revista Estadio, Archivo CEDEP

Un 30 de septiembre de 1989 los hinchas albos vieron su sueño hecho realidad. Pero esta historia tiene muchos pasajes poco conocidos y que se iniciaron en la década del ‘40.

L

a historia de Colo-Colo ha estado marcada por los estadios. Un 19 de abril de 1925 un grupo de ex jugadores de Magallanes concretaron en el estadio El Llano la idea de fundar un club de fútbol que llamaron Colo-Colo. En otro hecho histórico, en diciembre de 1938 fue justamente a Colo-Colo al que le correspondió jugar el primer partido en la inauguración del Estadio Nacional, cuando goleó al equipo brasileño de Sao Cristovao por 6-3. Más allá de estos hechos, hay un tema que durante 40 años persiguió como una sombra al club “popular”: Su estadio propio. Y aquí hay mil historias, muchas de las cuales son poco conocidas incluso por los hinchas “albos”.

los años 40, la directiva “alba” compró el Estadio de Carabineros, donde el “Cacique” hacía de local. En ese momento los sueños eran bastante simples y realistas, tal como apareció en una nota de la “Revista Estadio” del año 1944, titulada “Con criterio práctico”, en la cual el gerente del “Cacique” de entonces, Santiago Rebolledo, reconocía que “nada de proyectos imaginarios ni ideales. Se trata de una obra práctica, rápida y segura”. En la misma nota, se planteaba el tema de los accionistas. “Colo-Colo, club popular, abrirá su registro de acciones pro estadio con el propósito de que cada socio se transforme en el futuro en accionista del club, con activos al alcance de todos los bolsillos”. En todo caso, por esos días ya se había abierto una campaña para que los simpatizantes y socios donaran un saco de cemento para levantar el nuevo coloso. El tema era que el Estadio de Carabineros estaba muy deteriorado y esta solución parecía la mejor. Un recinto fundamentalmente de madera, con una buena ubicación para la época (Cumming con Av. Balmaceda) y donde los hinchas “albos” ya se habían habituado a presenciar los partidos de su equipo.

Todo parecía tener solución cuando a comienzo de

TEPPY´S SHOP

EL RINCÓN COLOCOLINO

UN SALUDO A TODO EL PUEBLO COLOCOLINO EN SUS 86 AÑOS DE HISTORIA “1925 - 2011” TÍO PEDRO Y FAMILIA

DEPARTAMENTAL 10 / FRENTE AL METRO PEDRERO - FONO 293 72 30

6


MONUMENTAL Pero no pasó mucho tiempo para que el proyecto quedara en nada. Tras hacer los estudios de rigor en forma más profunda, y al demoler gran parte del antiguo estadio, los expertos advirtieron que los terrenos no eran aptos para hacer un recinto para 30 mil personas y de las dimensiones que la directiva “alba” quería. Además, la cercanía del río Mapocho y la línea férrea hacían muy peligroso seguir en el emprendimiento. Pasaron los años y Colo-Colo vendió dichos terrenos. Hasta que en 1951 asume Antonio Labán, presidente que pasaría a la historia ya que comenzó decididamente a buscar tierras para construir un sueño que con el tiempo se había transformado en pesadilla. Estuvieron cerca de adquirirlas en la comuna de Independencia, pero finalmente en 1955 se decidieron por 27 hectáreas de la chacra San Joaquín, en lo que hoy es Avenida Departamental. El sueño parecía concretarse, más aún cuando se arma la inmobiliaria Estadio Colo-Colo y el club comienza -imitando a sus antecesores de los ‘40- una campaña para captar socios que colaboren en su construcción. Las obras se iniciaron en 1957 y todo parecía mejorar aún más cuando Chile es designado como organizador del Mundial de Fútbol de 1962. Ahí el club le ofreció el estadio al comité organizador con lo que recibiría ayuda del Estado y se podría construir un moderno recinto para… 120.000 personas. Sí, aunque no lo crea, el Monumental original estaba previsto para esa cantidad, razón por la cual la cancha es tan profunda, debido a que el segundo piso del estadio debería ir encima del actual.

derrotó a Aviación por 1-0 con gol de Juan Carlos Orellana. Pero pocos tienen registrada una “preinauguración” que ocurrió el domingo 13 de octubre de 1974. El estadio tenía muy pocas facilidades para los hinchas. Sin asientos ni baños se programó un pleito amistoso entre Colo-Colo y un Combinado Universitario, que hizo unirse en un equipo a Universidad de Chile y a la UC. Pero mala noticia para los colocolinos: ante 40 mil personas que llegaron casi de curiosidad, el “Cacique” perdió 3-2, en lo que en estricto rigor, aunque amistoso, es el primer partido del equipo “albo” en su casa. Tras jugar algunos partidos en el Monumental durante 1975, Colo-Colo volvió al Estadio Nacional para hacer de local ya que Pedreros era un recinto criticado tanto por hinchas y por los propios jugadores quienes odiaban la irregular cancha y criticaban las pocas comodidades. Por ejemplo, el arquero Adolfo Nef decía que “es una lotería saber para dónde va a salir la pelota cuando viene rasante” y los rivales criticaban que los camarines estaban “a más de un kilómetro de la cancha”. Nuevamente a fojas cero con el fantasma del sueño interrumpido. Hasta que en los ‘80, la directiva de Dragicevic y Menichetti puso manos a la obra para terminar con inauguraciones a medias y darle a los hinchas un estadio como se merecían.

El terremoto de 1960 frenó todos los sueños. El Estado no tuvo dineros para aportar a la organización del Mundial y el Monumental quedó a medio hacer durante 16 años. No fue sino hasta 1974 cuando el presidente de la época, Héctor Gálvez, decidió revivir al que todos llamaban el “Hoyo de Pedreros”. Acá hay una historia poco conocida. Todos recuerdan la inauguración del 20 de abril de 1975 -que coincidía con los 50 años de la institución- donde Colo-Colo

Así llegó el 30 de septiembre de 1989 donde el “Cacique”, ante 60 mil personas, derrotó a Peñarol por 2-1 y dio, ahora sí, el vamos definitivo a un sueño que que tuvo sus primeros atisbos en la década de los ‘40. El Estadio Monumental, testigo silencioso del día más feliz del club con la obtención de la Copa Libertadores y actor de primera línea del día más negro, cuando la institución quebró y el estadio amaneció con candados y con la maldición de la venta.

7


10


11


ENTREVISTA

Luis Mena:

COLO-COLO

no es mi segunda casa...

ES MI HOGAR

El “Multicampeón” conversó con DaleAlbo sobre lo que significa esta institución en su calidad de símbolo del actual plantel, comentó que les trata de inculcar “la mística que significa vestir esta camiseta” a los más jóvenes, recuerda la quiebra, lo que es el “Cacique” para él y también sus sueños. Además, quiere que el ámbito social no se olvide y lo demuestra siendo socio al día del Club Social y Deportivo. Mano a mano con el más ganador de todos. Termina el entrenamiento de un día como cualquier otro en el Estadio Monumental y de inmediato, Luis Mena acepta dialogar con DaleAlbo para la revista que hoy tienen en sus manos... La que conmemora los 86 años del más grande. Cómo no, si como colocolino de corazón sabe lo que esta fecha significa. “Soy un agradecido de Colo Colo en todo sentido, no sólo en lo deportivo. También en la formación que me dio para realizarme como persona, como una persona de bien, con valores muy marcados en el tema de pasión, de vivir esto a mil. Eso no tiene precio. Es muy importante. Soy muy agradecido de la gente de Colo Colo, desde el portero que nos atiende en la mañana, la persona que barre... Esto es más que mi segunda casa, es mi hogar, paso la mayor parte de mi vida y soy muy feliz acá. Me considero un afortunado de haber vivido todo lo que he vivido en Colo Colo”, advierte de entrada el blondo zaguero. Y a una formación integral se refiere con que “lo primero que aprendí acá fue el amor a esta institución. Me enseñaron a ser un jugador de respeto hacia el rival, hacia la hinchada, hacia los compañeros. Humildad, sencillez, son todos valores que adquirí acá, que me ha enseñado Colo Colo. Lo he visto en gente que ha

12

trabajado acá, en mis profesores de cadetes, en mis técnicos durante 15 años de trayectoria, de todo uno saca provecho, un granito de arena. Es lo que siempre he pensado para el futuro. Me gustaría entregar estos valores que me dieron a mí el día de mañana a los niños, a los que se están formando en el club con muchas mejores instalaciones, mejores condiciones como las que tienen ahora. Con todo esto podemos formar grandes campeones para el día de mañana”. ARELLANIZANDO DESDE ADENTRO Con 31 años, “Lucho” ya es un hombre experimentado. Partió en las tribunas, llegó a cadetes y hoy es el que más títulos ostenta. “Estoy en una etapa donde quiero disfrutar el fútbol, trabajar con alegría, ir de a poco inculcándole a mis compañeros más jóvenes lo que es vivir, sentir esta camiseta, vestir este blanco y negro, lo que es la hinchada en general que es parte importante. Para que se adapten a lo que viene después. Es difícil jugar acá, Colo Colo no es como cualquier equipo. Es complicado en ese sentido porque han pasado por acá grandes figuras que no han hecho lo que podrían haber logrado en otro lado”, expresa el defensor.


13


JUGADOR HISTORICO

De chico me dijeron que los clásicos se ganan, que Colo Colo no pierde en ningún lado, que somos locales en todos lados” ¿Cómo ayuda a los muchachos? “Más que nada les traspaso mi experiencia cuando los veo medios complicados. Que se esfuercen al máximo, que esto también va más allá de las condiciones que las tienen, porque sino no estarían acá. Pero tienen que poner lo otro, la pasión, el trabajo, la entrega, el compromiso, la responsabilidad, llegar a la hora, que entrenen como juegan. Tienen que ir de chiquititos sabiendo de esta pasión. A mí de chico me dijeron que los clásicos se ganan, que Colo Colo no pierde en ningún lado, que somos locales en todos lados y así uno se va formando hasta el día de hoy, que uno tiene esa mentalidad”, manifiesta.

la verdad no tiene idea cómo llegan acá sólo para ver a sus jugadores y eso es inmenso para uno, lo único que uno quiere es retribuirle eso a todas estas personas que quieren ver a Colo Colo dar la vuelta olímpica”. CAMPEÓN EN LA QUIEBRA El año 2002 tuvo mucho de agraz, pero se coronó con el indio agigantado. Mena recuerda con emoción en su rostro que “como colocolino lo vivía en dos facetas: una para tratar de convencer al técnico, Jaime Pizarro y por otra parte veíamos en la televisión que salía un síndico diciendo que si de aquí a tal fecha no generábamos plata el club se cierra, se acaba... Era complicado. Entrenábamos con las mínimas condiciones, nos cortaban la luz, no había ropa porque no podían lavar, nos bañábamos con agua helada, echaron mucha gente que uno estuvo años con ellos en cadetes, en el primer equipo, en administración. Fue algo demasiado difícil que lo sacamos con un Colo Colo engrandecido, con un Colo Colo campeón, todo el año a estadio lleno... La gente se portó increíble. Partidos que son para cinco mil personas había 35 mil o más. Eso influyó muchísimo, éramos muchos jugadores de casa salvo el ‘Cabezón’ Espina, ‘Barti’, que también se pueden considerar de casa y Raúl Muñoz el resto éramos todos de la cantera. Nos conocíamos de chicos y nos ayudó a afiatarnos para hacer un gran año”. EL HORIZONTE DE UN HOMBRE DE ÉXITOS Al preguntarle por lo que viene en su vida, el “Multicampeón” es cauto, pero no esconde sus deseos: “A lo mejor mañana me toca partir, pero el cariño por la institución, por la gente, por los hinchas va a seguir igual. Me encantaría decir que voy a colgar con seguridad los botines acá y me haría feliz, terminar y seguir en una carrera de divisiones inferiores en Colo Colo, que es mi vida, mi pasión. Toda la experiencia que me han dado quiero retribuirla a la institución”, sentencia.

Y a la hora de ser consultado por el campeonato más significativo de todos los que ha logrado, rememora que “en ese momento de éxtasis cuando ganas un título te acuerdas de todo. El sacrificio que hace gente que a uno le pide autógrafos en los entrenamientos, de Concepción, de Arica, de otros lugares increíbles, el otro día llegó gente de Salamanca, uno

14

Por lo menos desde el interior, “Lucho” Mena ha demostrado lo que es ser “albo” de corazón. Y también desde afuera, ya que es el único jugador del plantel actual que es socio al día del Club Social y Deportivo. Un hombre que representa el empuje y coraje. Un colocolino dentro de la cancha. El eterno “Multicampeón”.


@dalealbo

Señor Director: En este nuevo aniversario del más grande, del Club Social y Deportivo Colo Colo, es imposible abstraerse de todo lo que esta institución conlleva.

@seaullross - Seagull Lillo Ross Estoy en Londres pero mi corazón está ahí. Sólo agradezco por el orgullo que siento por ser “albo”. ¡Gracias Colo Colo y feliz cumpleaños! @AnyeloZu - Ányelo Zúñiga 86 años de vida, 86 años de gloria

Porque somos más que un equipo de fútbol. El blanco, el negro y el indio en el pecho se llevan con orgullo, es algo que no se puede explicar.

@AbrahamIvo - Abraham Vega P. Lo más maravilloso de nuestro país. Gracias por las 29, 10, 1, 1 y 1. Todos los torneos del más ganador.

Colo Colo trasciende más alla de color de piel, político, raza, religión y hasta nacionalidad. ¡Si cuántos extranjeros no han quedado maravillados del “Popular”!

@CristobalRozas - Cristóbal Rozas Felicidades al más grande en este nuevo aniversario, 86 años del club más importante de nuestro país. ¡Aguante Colo Colo!

Es por eso que en estos 86 años el llamado que quiero hacer al pueblo colocolinos es a la unidad. A remar todos para un mismo lado: funcionarios, jugadores, dirigentes, hinchas, simpatizantes. Porque nunca nos podemos olvidar de nuestras raíces; de que somos un Club Social y Deportivo. Recuperemos eso, esa mística que va más alla de los domingos... Que Colo Colo no muera nunca. Gracias, “Cacique” querido, y un abrazo a todos los colocolinos y colocolinas en Chile y el mundo. Viviana M. Marín Vergara Viviana: A través de tu carta reflejas el pensamiento nuestro y de muchos colocolinos. Muchas gracias y seguiremos construyendo el Club Social y Deportivo desde esta tribuna. ¡Gracias por escribirnos!

Para publicar tu carta, escríbenos a: revista@dalealbo.cl

/dalealbo.cl Claudio Ronald Matus Cares Siempre serás el mejor, porque colocolino soy y cuando viejo mi hijo me seguirá para ser un hincha más. Con Colo Colo un año más estaré. Grande Colo Colo. Manuel Veloso Gutiérrez Felicidades al mayor orgullo del pueblo... Gracias “Cacique” por tantas alegrías. Después de la tormenta viene la calma. Fuerza que ya repuntamos. Reinaldo Pereira Díaz En el dolor de la derrota y en el éxtasis del triunfo tu pueblo está contigo. Juanito Opazo Sentimiento popular, más que un resultado. En las buenas y en las malas con el “Eterno Campeón”.

15


Mテ々IMO PODER CUBRIDOR


DaleAlbo La Revista Nº2