Issuu on Google+

Publicado en la red con la tegnologia Issuu

Valquirya

C

Lecturas Diferentes

Medio

Año 1 - Número 1

AMBIENTE Ecologistas al Ataque Juan Pablo Meneses Adios al Medio Jorge Turpo Rivas Otros frutos del Valle Julio Angulo Delgado El Valle Fantasma Richard Luque Ventura El tesoro de la Queñoa Milagros Tayro Medina


No permitamos que esto sea lo Ăşnico que veamos del OcĂŠano en el futuro


Si tiene dudas que pasara el proximo mes

,

Nosotros Le damos una opcion para que espere sin aburrirSe.

Valquirya PROXIMO NĂšMERO


º

NOSOTROS

Director: Richard Luque Ventura Editor General: NN Colaboradores

Julio Angulo Delgado Silvana Mar Apaza Jaun Pablo Meneses Flor Pachari Jorge Turpo Rivas Milagros Tairo Medina

Diagramador: RK Diseño Web: Wordpress & Issuu Campañas: Underground Utilitarios Fotografía

Julio Angulo Delgado www.walpaper.es

nº1


NO ESTA REZANDO. PIENSA COMO SUICIDARSE. EVITÉMOSLO


D e l g a g a d a L i n e a

En la mitologia Nordica las Valquiryas eran esas diosas sacerdotisas que estaban bajo als ordenes y la voluntad del dios Odhin, eran las que sobrevolaban y desendian a la tierra despues de una batalla entre humanos para salvar y seleccionar de entre lo guerreros caidos a los mas osados, valientes y altivos. Para que con esa misma entrega formaran parte del selecto ejercito y lucharan a lado de Odhin en la guerra del fin del mundo en el Valhalla. Bajo esta premisa hoy 01 de Junio del 2009 nace Valquirya, primera revista tematica virtual de periodismo no ficcion realizada en Arequipa o si quieren da su primer vuelo en busca de las mas osadas, altivas y valientes plumas de nuestro joven periodismo narrativo para que les entreguen esos textos que harán de su exigente apetito lector un constante frenesí, un gozo prolongado que esperamos con todo convencimiento al terminar la lectura nos de la razón y diga con satisfacción que buena historia e impulsarnos a seguir ofreciendole mas, la realidad de nuestra region de una manera distinta. En este primer numero hemos le ofrecemos una serie de artículos que giran entorno a un tema apropiado para este mes, EL MEDIO AMBIENTE lo peculiar en este numero no sera el tema o algunas de las comparaciones y criticas que esperamos. Sino los articulos y la manera como nuestros colaboradores dos muy expertos y el resto un grupo de amigos que nos propusimos una meta y no quisimos fallar. Somos novatos en las canteras del periodismo no ficcion o nuevo periodismo pero con todo las limitaciones existentes y las que aparecieron en el camino queremos servirle ese gourmet de letras , datos y estilos. La tarea de realizar una Revista Virtual y mostrarla diagramada en una version impresa on-line. para aquellos que estan convencidos, como nosotros, que no hay sensacion comparable como es, leer un libro y pasar por sus hojas escuchando ese pequeño grugir de sus paginas señal que ya estamos mas cerca de terminar su lectura. NO ES FACIL.Ylo comprobamos todas las noches. Ahora esperamos que ese fotoreportaje enviado desde Cusco mostrandonos otros encantos que complementan a la maravilla Machu Picchu no sólo deleite sus ojos sino también lo impulse a conocerlo y ver la importancia de preservar esos ambientes naturales. O el viaje a la Reserva Nacional de Salinas y Aguada Blanca en busca de la queñoa para simplemente comprobar que aún no tomamos conciencia de la importancia de esta planta. Para luego buscar ese valle perdido que es Añashuaico y recorrer sus entrañas para asi encontrar esa fama de la que goza y muy pocos disfrutan. PDTA: Con toda sinceridad esperamos sus CRÍTICAS

R.L.V.


TU DECIDES SI AÚN HAY TIEMPO


INDICE

Arequipeño: Primer director y cofundador de Semanario Vistaprevia, asiduo buscador de la verdad. amante de la lectura y casi devoto del periodismo de investigacion si no fuese que tambien le gustan las cronicas y los perfiles. Jorge Turpo Rivas en esta ocacion nos ofrece el último articulo que envio a su antiguo medio y por el cual fue censurado Jorge Turpo Rivas

Delgada Linea Articulos Ecologistas al ataque El ombligo del mundo al desnudo El Valle Perdido Adios al Medio Queñoa, sobreviviente en las alturas Plan V

Chile: Cronista renombrado, sus articulos se han publicado en revistas europeas y latinoamericas, el texto que ahora reproducimos fue publicado en la Revista Colombiana Soho. Su ultimo libro Historia de una Vaca es una exito total Juan Pablo Meneses

El embrujo del Valle

Gusto&Aparte Los engreimientos del Viñedo I Fila Artistas noArtistas Fut&Pas Letras Nuevas Tinta y Papel Memorias

Arequipeña: Egresada de periodismo, poeta novata. hizo la presentacion de su Plaqueta con motivo de la conmemoracion a los poetas y rindio homenaje a Cesar Vallejo. desarrolladora y seguidora de la nueva tenFlor de Maria dencia como es la poesia Erotica.

Julio Angulo Delgado

Silvana Mar Apaza

Arequipeño: Egresado de periodismo, lector consumado y amante de la narrativa de Mario Vargas Llosa, Fotografo profesional y coleccionista de manias, casado y escritor, con un estilo singular radicado en Cusco, plasma a traves de sus fotografias la realidad de nuestro pais con un sentimiento casi de poeta.

Arequipeña: Estudio psicologia pero se dio cuenta que lo suyo es la enfermeria, carrera qeu estudio en la Universidad Catolica Santa Maria, su inclinacion por el arte esta plasmado en dibujos inspirados en situaciones diarias qeu hacen emanar en esta joven artista un sentimiento de nostalgia que ha sabido plasmar a traçves se dus dibujos en varias tecnicas

Pachari

Milagros Tairo Medina

Arequipeña: Su pasion es el periodismo y prueba de ello es su activa participacion en este, desde que egreso. Poseedora de un estilo diferente; desarrollado en su corta experiencia sabe que el periodismo es mas que solo informar y actualmente se desemvuelve como reportera de televsion para un programa local. Activa ecologista desde epoca universitaria siempre se caracterizo por darle su importancia a los temas ambientales


Comer rico no es comer sano, cuidemos nuestra salud.

El cancer de estomago

se produce por el exceso consumo de comidas altas en condimmentos y colorantes


UNA SEMANA EN

GREENPEAC 12


N UN BARCO DE

CE

una cr贸nica de : Juan pablo meneses Publicado originalmente en la Revista SoHo

13


http://www.greenpeace.org/raw/image_orig/espana/photosvideos/photos/acci-n-de-greenpeace-activist-2.jpg

Es de noche. Llueve. Los teléfonos celulares ya perdieron cobertura. La radio portátil no atrapa señales. Muchos de los tripulantes permanecen en sus camarotes, intentando sortear dignamente este vaivén que mantiene nuestros estómagos bailando. El vómito, acá arriba, no es exclusividad de borrachos, intoxicados o mujeres embarazadas. Según las cartas de navegación, el Arctic Sunrise navega sobre el grado 50 del Pacífico Sur.

el MV Sirius y el MV Greenpeace. El Arctic es un rompehielos: casi no tiene quilla, navega dando tumbos y tiene poco más de cincuenta metros de largo. Vamos rumbo al estrecho de Magallanes, luego a los puertos de Buenos Aires y Salvador de Bahía, en una gira latinoamericana que terminará en Nueva Orleáns. El objetivo de la travesía parece simple: demostrar (con cifras científicas

de mujeres: siete de veinte. La mitad de quienes vienen acá arriba son funcionarios contratados por Greenpeace (mecánicos, encargados de comunicaciones, personal de salud) y el resto son voluntarios. Los hay de casi todos los continentes, menos de África. Ricardo, un chileno de barba y estudios de construcción, es uno de los cinco voluntarios que realizan su primer viaje. Ricardo es Ricardo, sin apellido. Igual que en los reality show,

Según los datos de Greenpeace, solo en Brasil las fábricas lanzan al mar cerca de dos mil litros de líquidos venenosos al día. Dicen que así se mueve el piso cuando a uno le bombardean la ciudad. Nadie sabe si llegaremos a destino. Llevamos tres días mar adentro. Tres días desde el zarpe en Valparaíso, donde el barco de Greenpeace permaneció una semana y recibió más de tres mil visitas, en su mayoría jóvenes y niños con padres ecológicos. Más de setenta horas mar adentro que sirven para enterarse de lo básico: navegamos en el Arctic Sunrise, uno de los cuatro navíos emblemas de Greenpeace junto al SV Rainbow Warrior II,

14

en la mano, conferencias de prensa en cada puerto, despachos diarios al sitio web de la organización y manifestaciones “comandos” en las ciudades de atraque) el alto contenido tóxico de los vertidos industriales de la región. Según los datos de Greenpeace, solo en Brasil las fábricas lanzan al mar cerca de dos mil litros de líquidos venenosos al día. Estas primeras jornadas también ayudan para familiarizarse con el grupo. La tripulación tiene varias particularidades. Por ejemplo, un alto porcentaje

acá adentro casi nadie apellida a las personas. Alguien me dice que puede ser por seguridad, como ocurre en las organizaciones paramilitares. Ricardo camina por cubierta y sus ojos, cuando habla de la organización, adquieren el brillo de quien ha descubierto su fe: —Queremos conseguir que el mundo tenga cero contaminación. Un planeta libre, puro, donde no se maten ballenas ni se ensucie el ecosistema. Esa es nuestra meta y no vamos a descansar hasta conseguirlo. Nuevo día y en la mañana se distri-


buyen las tareas. Marleen barniza con Todo ocurre un año antes. La idea pa- confiscado el material. Eso sería una pintura antióxido la zona del helipuer- rece pacífica: colgar un lienzo frente tragedia. La celda en la cárcel de las to. Marleen es una voluntaria belga, a una fábrica contaminante de Tokio. afueras de Tokio es incómoda. La made Lovaina, tiene 29 años y pertenece Pero Marleen y sus tres amigos de la yoría de las otras presas solo habla a Greenpeace desde hace cinco. Mar- organización olvidan un detalle: en japonés. Durante dos semanas espera leen tiene el pelo corto, la voz ronca, Japón, el principal país cazador de que el poderoso grupo de abogados de los ojos claros, un mostachito sobre el ballenas junto a Noruega con un pro- Greenpeace los libere. Eso ocurre el labio superior, las uñas con grasa, los medio de 650 por año, Greenpeace es día 14, cuando el comando completo dientes perfectos, olor a aceite y una considerada una agrupación terrorista. es expulsado del país. Aunque mañasonrisa contagiosa que, cada tanto, No por nada, el negocio de la pesca na se retire de la organización, Maradorna torpemente con un cigarrillo mueve hasta doce millones de dólares leen nunca más podrá volver a entrar de tabaco negro armado por ella. a la semana. No por nada, la Policía a Japón. —Soy la encargada de las acciones de tarda pocos minutos en llegar a ver lo El lienzo que causó todo el alboroto Greenpeace Holanda —dice Marleen, que ocurre con estos europeos vesti- decía: “Detengan la contaminación”. seca y tierna a la vez. dos con el uniforme de Greenpeace. Marleen no se complica. Mientras recuerda, son muy raros los Ser encargado de acciones en este ambiente, significa “Queremos conseguir que el mundo momentos en que su voz planificar las manifestacio- tenga cero contaminación. Un pla- se tiñe con algo de orgullo nes callejeras, el despliegue neta libre, puro, donde no se maten o resentimiento. Marleen, de lienzos gigantes, el abor- ballenas ni se ensucie el ecosiste- quien para algunos calzadaje a barcos balleneros, ma. Esa es nuestra meta y no vamos ría perfecto con el cliché de la feminista más comlos tortazos a políticos y a descansar hasta conseguirlo.” bativa, sigue tranquila las marchas. Es decir, todas en su batalla. Ahora está las acciones que han hecho mundialmente famosa a la agrupa- Las sirenas y la decena de carros poli- aquí, en los mares de la Patagonia: ciales anuncian el escándalo. Los po- —Terminado el tour me iré a Bélgica ción. —Es una manera de llamar la aten- licías japoneses la bajan con fuerza, a descansar. Pasaré todo el tiempo en ción del planeta y mostrar lo que está sin preguntas, mientras otro miembro mi casa en Lovaina, donde vivo sola pasando, lo que le están haciendo a de la organización filma toda la esce- —dice. Marleen, como la mayoría de la Tierra —dice con una vehemencia na desde tierra. La descuelgan a gol- quienes vamos a bordo, es soltera y pes, a empujones, insultándola en un sin hijos. que esconde ternura. Marleen luce un traje de mecánico idioma que ella no entiende pero de- El policía del barco. Así se autodefine azul, con la palabra Greenpeace es- duce. Dentro del carro policial, senta- el argentino Daniel Rizzotti, 35 años y tampada en la espalda. Casi todos da junto a sus amigos de comando, se segundo oficial a bordo. Rizzotti, uno están vestidos iguales, muy uniforma- pregunta por las imágenes. ¿Habrán de los pocos que dan su apellido sin dos, como ocurre en los ejércitos o en logrado grabar todo? Ojalá no hayan problemas, ya está jugado por comlos monasterios. Aunque llevamos varios días juntos, comiendo en el mismo casino, duchándonos en el mismo baño, viendo películas en la misma sala de esparcimiento, caminando por la misma cubierta, ella sabe —y me lo hace entender muy sutilmente— que no soy uno de la organización. Más bien, soy un potencial enemigo. Todos sabemos que para estas organizaciones, la prensa es un factor clave en la difusión de su discurso. —Una vez me detuvieron en Japón. Quince días entre presas comunes en una cárcel japonesa —es la respuesta-desvío cuando le pregunto por sus viajes a Oriente. Su tono de relato no es de víctima, ni de arrepentida: es de convicción. Y entonces los dos nos vamos a su historia nipona. Nos transportamos a ese día.

15


pleto con la agrupación. Marinero de profesión, tiene el pelo corto, la cara afeitada y un tono marcial. Antes trabajó arriba de buques químicos y lleva cinco años en Greenpeace. Ha navegado en el Rainbow Warrior, en el MV Greenpeace y en el Arctic Sunrise. —Todos nuestros barcos son distintos. Cada uno tiene su encanto —dice, y agrega una explicación técnica de la que se concluye: el primero de los tres es el emblemático, hermoso y de madera; el segundo es el más moderno y tecnológico; el tercero es el fuerte y estratégico en la lucha contra la ma-

Greenpeace también tiene muchos seguidores. Le cuento que hablar mal de ellos públicamente tiene sus riesgos, porque Greenpeace suele presentarse como una institución muy correcta políticamente, idealista, soñadora. Le digo que no tienen a todos en contra, ni mucho menos. Le explico que hay innumerables personalidades del mundo de la cultura que salen en la televisión pidiendo dinero para ellos, y que hay largas listas de jóvenes que han firmado para darles apoyo fiel, además de una cuota mensual en efectivo. —Pero hay mucha gente que quiere

critos en todo el mundo que ayudan económicamente. Todavía y pese a los varios y grandes escándalos financieros en Europa, la organización es considerada todo un ejemplo de trabajo para otras ONG. El auge mundial de Greenpeace vino de la mano con el primer golpe fuerte contra la organización: en 1987, la Policía secreta de Francia hundió el Rainbow Warrior, que se encontraba reclamando por los ejercicios nucleares en Mururoa. Rápidamente el atentado se transformó en noticia mundial, el nombre de la organización se hizo famoso en todo el orbe y en las sedes de Greenpeace

El auge mundial de Greenpeace vino de la mano con el primer golpe fuerte contra la organización: en 1987, la Policía secreta de Francia hundió el Rainbow Warrior, que se encontraba reclamando por los ejercicios nucleares en Mururoa tanza de ballenas en la Antártica. —De nosotros se dicen muchas cosas malas —dice una noche, muy tarde, en que me lo encuentro en la cocina. Él anda de guardia y yo de insomnio—. Se dice que somos hippies, que somos negativos, que nos oponemos al avance científico, que estamos apoyados por partidos políticos. Todo falso. Se nos inventan muchas cosas y queremos que se nos tome en serio. Somos, quizás, la ONG más grande del mundo y eso tenemos que cuidarlo. Tenemos muchos enemigos. Cuando el policía habla no me mira a los ojos. Anda con una linterna y una radio. Mientras mete una rodaja de salami en medio de un pan, le digo que

16

hacernos daño. En nuestra lucha hay muchos intereses en juego. La historia de la organización se inicia en 1971, cuando el gobierno de Estados Unidos anuncia una prueba nuclear en la isla de Amchitka, en Alaska. Entonces los canadienses Jim Bohlen e Irving Stowe, dos amigos hippies, deciden navegar hacia la zona para tratar de frustrar el experimento. A ellos se les une Paul Cote, y los tres crean un grupo que poco después toma el nombre de Paz Verde y que se basa en la navegación por los mares del planeta denunciando acciones contra el ecosistema. Hoy, Greenpeace tiene oficinas en 43 países y más de tres millones de ins-

se armaron colas enormes de personas que querían inscribirse para ayudarlos económicamente. Si bien uno de los grandes mitos dice que Greenpeace es una organización hippie, las cosas acá adentro transcurren con una precisión ejecutiva. Hay rondas nocturnas, pero unca ocurre (o no parece ocurrir) algo que las justifique. Hay cerveza, mucha, pero nada diferente a cualquier barco y es muy raro que alguien se exceda. No se ve marihuana ni se huele, aunque a veces alguien haga una broma al respecto y todos la celebren de manera cómplice. Pese a la apariencia física de muchos pelilargos y barbudos, aquí adentro


hay un terror a ser hippie. También les interesa negar que son una cofradía gay, mote que les han colgado algunas voces reaccionarias europeas y que se basaría en que su tripulación está formada por mujeres muy masculinas y hombres especialmente sensibles. Como ocurre siempre que se navega largo, los días comienzan a repetirse. A las siete y media, desayuno y ducha hasta las ocho. Trabajo duro hasta

chan y se entregan por completo a un ideal. Después de todo, vamos arriba de un barco incómodo, en mitad de un fuerte oleaje, sin ningún tipo de lujos y ellos van felices, gastando la vida en limpiar una embarcación que servirá para mostrarle al mundo lo malo que es matar ballenas y la perversión a la que puede llegar la especie humana buscando un buen negocio. Debes linda. Divertida. Cuando bebe

vestida aparatosamente, arriesgándose por completo. De pronto, trata de enganchar su zódiac al mismo cable con que acaban de arponear un nuevo cetáceo. Todo es adrenalina y velocidad, todo es mar adentro, con fuerte oleaje y gritos de un lado a otro. Uff, el cable metálico del arpón se agarra al cuello de Deb, el mar se mueve, los japoneses del buque factoría le lanzan chorros de agua a la cabeza. Deb corre peligro, traga saliva y siente el piercing de su lengua en el paladar. Deb cuelga de un hilo, y el disparo de agua casi la desarma. Deb se salva por poco. Corte brusco. El video está mal editado. Según la organización, solo en 1960, noruegos y japoneses cazaron unos sesenta mil cetáceos. Hoy la cifra es cien veces menor, pero la lucha continúa. Como se ve en pantalla, los empleados de las grandes industrias balleneras y los activistas de Greenpeace pasaron la última Navidad mar adentro. Peleando juntos. Dicen que una imagen de televisión vale más que mil libros. Dicho axioma parece ser la máxima de Green-

Dicen que una imagen de televisión vale más que mil libros. Dicho axioma parece ser la máxima de Greenpeace. las doce. Almuerzo hasta la una. Trabajo duro hasta las cinco. Comida a las seis. Resto del día libre: ver una película, fumar en los lugares permitidos y beber cerveza. Por la noche a dormir, a no ser que a uno le toque el turno de rondas. Por esto mismo, las novedades a bordo corren por cuenta del estado de ánimo de cada uno. Si uno despierta sin energía, aburrido, desconfiado, lo más seguro es que uno imagine estar encerrado junto a una secta fanática de autómatas cuyos cerebros están tan lavados como los suicidas davidianos de Waco, o en mitad de una pandilla de funcionarios mal pagados de un gran y macabro negocio manejado desde un escritorio en Ámsterdam y dirigido a millones de corazones blandos repartidos por el mundo. Por el contrario, si uno amanece optimista, lleno de ganas, feliz de la vida, es fácil poder admirar a los activistas de Greenpeace. Deslumbrarse con este heterogéneo grupo de personas que lu-

cerveza y fuma Marlboro dan ganas de abrazarla. Nació en Australia hace treinta años y lleva seis en la organización. Tiene un arete en la nariz, otro en la lengua y la foto de una ballena en su dormitorio. Deb tiene una voz que parece un susurro y su mirada, dulce como he visto pocas, da cuenta de una mujer en extremo tímida. Por eso mismo sorprende cuando Daniel, el policía, apunta a la televisión y grita: —¡Esa es Deb! ¡Esa es Deb! Es de noche, acabamos de comer y la mitad de la tripulación está pegada al televisor. Por la pantalla del Sony de 36 pulgadas pasan un video de las arriesgadas acciones de Greenpeace contra la caza de ballenas. Las escenas son de la campaña de principios de año, en los mares de Australia.

peace. —Gracias a eso podemos mostrar al mundo lo que hacemos. Somos una organización de denuncia y por eso le damos un valor tan grande a las imágenes —dice Luis Vásquez, un colombiano que lleva cinco años aquí adentro. Luis fue uno de los primeros latinoamericanos en ser contratado como navegante, por eso no teme dar su apellido. Antes trabajó como mecáni-

Deb se sonroja, muy tímida. Como si le diera pudor mirar en acción a su otra personalidad. La Deb de la pantalla está liderando uno de los botes. Tiene agallas. Está en el mar australiano,

17


co en buques mercantes que recorrían el mundo. Se rapa el pelo, aunque eso no le disimula la calva. Usa un reloj grueso y sumergible, habla lento, le gusta la tecnología, se rasca la barba con las dos manos y usa mucha ropa de lana: —Es increíble, pero uno termina acostumbrándose a esta vida. Claro que Greenpeace es muy distinto a los otros barcos, porque acá hay mujeres y la jerarquía no es tan rígida. Al principio cuesta acostumbrarse a algunas

mana Buenos Aires o Ámsterdam. Te acostumbras a que la gente te reciba como un activista de Greenpeace. Y eso es muy peligroso, porque en muchos países la gente nos considera héroes, no personas. Ellos te ven a ti como a Greenpeace, y cómo les voy a decir “¡Hey!, debajo de esta camiseta de Greenpeace estoy yo, Luis Fernando, el bogotano de Colombia que no ve a su familia hace meses”. Al rato, Luis abre su computador y comienza a mostrar fotos digitales de

sin interferencias externas a la hora de la verdad. Punta Arenas está al final del horizonte. Luego de varios días mar adentro, un collar de lucecitas sobre el horizonte indica que por primera vez navegamos cerca de tierra. Me entretengo pensando en alguno de los tripulantes del Arctic Sunrise que, lo más seguro, nunca volveré a ver. Pienso en Kevin, un tipo que lleva más de veinte años arriba de barcos, que navegó arriba del primer Rainbow Warrior, que pasa todo el día haciendo bromas infantiles y que, muy probablemente, debe tener serias dificultades para vivir en tierra. Y en Amanda, la australiana encargada de la cocina, que le gusta escuchar a Bob Dylan y Bob Marley, que disfruta de la comida contundente, que lava la carne antes de cocinarla, que hasta hace poco estuvo de novia con el colombiano del barco y que no le agrada hablar de su familia. Y de Paul y Micky y Danny, todos flacos de pelo largo y más viejos y más callados y más solos que la mayoría y que juntos, los tres, ganarían cualquier concurso de dobles de Supertramp, y que parecen hechos para fumar marihuana y alguno ha dicho que tiene su familia en Ohio y otro que parece que hace años vivió seis meses en tierra firme, en Nueva Orleáns. El puerto de Punta Arenas se ve cada vez más cerca y significa lo mismo

Punta Arenas está al final del horizonte. Luego de varios días mar adentro, un collar de lucecitas sobre el horizonte indica que por primera vez navegamos cerca de tierra

cosas. No hay que olvidar que venimos de países latinoamericanos, de países machistas, donde cuesta ver a mujeres lindas que no se quitan los pelos de las piernas ni de las axilas. Que levantan los brazos y ufff, eso cuesta. Pero te acostumbras. Y es muy bueno que te acostumbres, porque una de las principales cosas de Greenpeace es que todos somos iguales. El colombiano está en su camarote: un estrecho lugar donde apenas entran dos literas, un breve escritorio, su computador portátil, un lavamanos y una colección de libros de origami, su entretención a bordo. Y dice: —Un día por esa ventanilla veo el puente de Londres, después veo el puerto de Los Ángeles y la otra se-

18

algunas acciones en las que le ha tocado participar. Destaca los recortes escaneados de los periódicos de Los Ángeles, California, cuando fue arrestado por encadenarse al muelle. Y me habla con el entusiasmo propio y genuino de quien reconoce su cara en la portada de Los Ángeles Times. Mientras vemos la imagen digitalizada del periódico, donde apenas se distingue su rostro con tan grueso salvavidas, me explica, un poco frenético, que cada acción se planifica el día anterior. Se juntan y revisan varias veces cada detalle de lo que harán. Hacen planos en una pizarra y la noche previa se acuestan temprano, como un equipo de fútbol en una concentración. La idea es estar descansados y

que llegar a cualquier puerto: uno siente que en el trayecto ganó algo, pero que también perdió una cosa importante. De seguro eso mismo le pasará a Greenpeace si logra ganar su gigantesca, descomunal y desorbitante lucha. Si finalmente, y de una buena vez, terminan llegando a destino. Aquel día tendremos un mundo mejor, un planeta Tierra con cero contaminación, aguas limpias y ballenas felices. Pero ellos, este grupo de personas, estos tripulantes que ahora mismo van al comedor mientras afuera llueve, perderán quizás lo más valioso que han encontrado aquí. Algo que algunos se atreven a llamar familia.


Sabemos que quieres ayudarnos a mejorar la Revista. No esperes mas escribenos:

revistavalquirya@gmail.com www.valquirya.wordpress.com o Comunicate con nosotros: 95-8588773 95-9914141

19


ADIOS AL MEDIO

VolverĂŠ con las Primeras Lluvias un testimonio de: Jorge Turpo Rivas ilustracion de Richard Luque

22


D

irigí por dos años y tres meses este semanario. Lo hice con satisfacción y sobretodo con eso que debe tener todo aquel que abraza este oficio: pasión. Fueron dos años en que los “Reyes”; o sea los lectores, nos dieron su respaldo. Dos años en que demostramos que sí se puede hacer periodismo independiente. Nuestro trabajo fue reconocido incluso con dos premios nacionales de periodismo. Lo que nunca llegó fue la estabilidad económica. Vivimos semana a semana en la incertidumbre de poder sostener la publicación. Es que obviamente los ingresos de publicidad fueron prácticamente nulos. No fuimos en todo este tiempo del agrado de las principales empresas y autoridades de la ciudad. Los reportajes revelando sus irregularidades nos llevaron a la marginación publicitaria. Particularmente, yo no podía seguir viviendo en medio de tanta incertidumbre económica, así que acepté formar parte de un proyecto de comunicación en la ciudad de Tacna. Ocurrió a inicios de enero de este año. Grande fue mi sorpresa cuando regresé en marzo y me enteré que Fredy Rosas, conductor de un programa en Radio Libertad, había hablado de un audio que involucraba a Vistaprevia en un supuesto chantaje a SEAL. Rosas, que se dice riguroso y se jacta de preciso, actuó como una marioneta. Era obvio que todo estaba tramado. Su labor fue la de “embarrador”. Es lo triste en todo esto. Un tipo sin la mínima moral para hablar de chantajes, termina embarrando a Vistaprevia sin la menor indagación. Es la realidad. Rosas involucró a Vistaprevia sin el menor reparo como lo hizo antes el alcalde Simón Balbuena, al que Rosas adula sin la menor vergüenza. Habría que preguntarse a quienes “apoya” Rosas. ¿Cerro Verde, SEAL, EGASA? No hay que ser Hildebrant para darse cuenta que en sus programas dichas empresas son las reinas. No se les toca ni con los pétalos de unas rosas. Igual ocurre en el diario Correo, donde también se publicó la misma información.

Que don Carlos Meneses, director del diario El Pueblo tenga la autoridad para hablar sobre chantajes, lo aceptó; pero Fredy Rosas y Correo, por favor. Rosas está para ser columnista del “Financista” o “Financiero”, ese pasquín que dirige un prontuariado y Correo para ser premiado en sus “Excelentes”. Hasta aquí expreso mi indignación por tan burda campaña orquestada desde alguna alcaldía, una universidad y varias empresas utilizando a un supuesto periodista radial y un tabloide. Sobre Fredy Salcedo y su participación en todo este tema, me resulta realmente penoso. Yo no voy a tapar el Sol con un dedo. Enterarme de todo lo ocurrido me hundió en una profunda depresión de la cual creo estar librándome. Él sabrá defenderse ante quien corresponda. Lo que queda claro es que los periodistas de Vistaprevia, que sacamos adelante esta publicación, actuamos en todo momento con honestidad. Rechazamos chantajes, presiones y amenazas de todo tipo. Uno de los primeros en actuar contra nosotros, con su típica actitud autoritaria, fue Simón Balbuena a quien yo mismo le contesté el teléfono cuando llamó para decir que no lo toquemos. Seguro le funcionó con Fredy Rosas, no conmigo. Por quienes metí las manos al fuego en todo momento, fue por los periodistas que me acompañaron este tiempo. Nuestra solvencia fue el trabajo diario y la búsqueda de la verdad, no

la económica. Cualquiera que sepa algo de periodismo sabe que mantener una publicación independiente es una aventura suicida. De ahí que la mayoría de medios mantengan intereses y dejen de publicar la verdad completa de muchas empresas y autoridades. En cuanto a Fredy Salcedo, sólo le puedo decir que perdió un amigo. Y no precisamente por el audio de SEAL y el lamentable papel de Fredy Rosas, sino por la lealtad y respeto que pensé me guardaba. Me alejo de Vistaprevia cerrando una etapa de mi vida. Me voy decepcionado del periodismo pero a la vez convencido que volveré a ejercer este oficio en algún momento. Esa es mi contradicción. No renunciaré a ser periodista así haya personas que lo denigran. A quienes emprenden esta nueva etapa de Vistaprevia, con Erika Romero a la cabeza, sólo les deseo suerte y mucha humildad en el ejercicio del oficio. El camino no es fácil. Yo volveré con las primeras lluvias, cuando florezcan verdaderas Rosas. PD: Felicitaciones a Christian Ticona Coaguila; amigo, hermano y colega del diario La República (también colaboró con Vistaprevia) quien ha sido seleccionado para participar en un Taller de Crónica Periodística en Colombia, nada menos que en la Fundación de Nuevo Periodismo Iberoamercano de Gabriel García Márquez. Muy buena gordito, te lo mereces. Ya nos veremos en algún lugar del mundo a ritmo de Vallenato.

23


CAMINE VERA QUE SÓLO ES TRANSPIRAR


QUE NO PIRAR

• • • • • • • • • • • •

Ayuda a controlar el peso. Mejora la circulación sanguínea. Evita problemas cardíacos. Ayuda a la digestión y eliminación. Actúa como supresor moderado del apetito. Mantiene los huesos sanos y fuertes, ayudando a enderezarlos. Elimina tensiones y preocupaciones. Previene problemas respiratorios. Elimina grasa. Tonifica los músculos de muslos, pantorrillas y cadera. Mejora la visión periférica. Caminando se enderezan los músculos alrededor de las articulaciones. Esto quita la pre sión en las mismas, las nutre exprimiendo fluidos adentro y afuera, dando nutrición al cartílago. • A paso ligero aumenta el nivel de endorfinas, los aliviantes naturales de dolor producidos por el cuerpo. • Caminar promueve la inmunidad del sistema, aumentando la producción de los componentes de la sangre que luchan contra los virus y bacterias.


los otros frutos del valle sagrado fotoreportaje de: Julio Angulo Delgado

Moray


Durante el mes de octubre, cientos de pobladores de las comunidades vecinas concurren a los andenes circulares de Moray para celebrar el Moray Raymi o Fiesta del Sol. Los festejos incluyen danzas folcl贸ricas relacionadas con la tierra, los productos y el trabajo agropecuario


ollantaytambo


Se trata de uno de los complejos arquitectónicos más monumentales del antiguo Imperio Inca, comúnmente llamado «Fortaleza», debido a sus descomunales muros, fue en realidad un Tambo o ciudad-alojamiento, ubicado estratégicamente para dominar el Valle Sagrado de los Incas.


kenko Igualmente es atractivo el laberinto con sus canales en zigzag y su piedra muda al centro frente a la que posiblemente se prosternaban los adoradores de Inti o dios Sol y de la diosa Pacha Mama o Tierra.


tambomachay


Igualmente es atractivo el laberinto con sus canales en zigzag y su piedra muda al centro frente a la que posiblemente se prosternaban los adoradores de Inti o dios Sol y de la diosa Pacha Mama o Tierra.


muyucmarca sacsayhuaman


Garcilaso narra que debajo de los torreones habían inmensos túneles que se interconectaban unos con otros inclusive entre las tres torres, cuenta también que en su niñes solía jugar ahí pero sólo hasta los inicios de su destrucción por parte de los españoles.


sacsayhuaman


Actualmente se puede apreciar s贸lo el 20% de lo que fue el grupo arquitect贸nico, ya que, en la Conquista, los espa帽oles desarmaron sus muros y torreones para neutralizar su uso en un eventual ataque como el ocurrido en el levantamiento de Manco Inca en 1536. Fueron aprovechadas sus piedras para construir casas e iglesias en el Cuzco.


pisaq

La arquitectura es mestiza constr indígenas por el de Toledo. Aquí una misa en quec indígenas y varay gionales. Igualme probar cómo los resolvieron el pro en las pendiente


de PĂ­sac tambiĂŠn ruida sobre restos virrey Francisco se puede asistir a chua en medio de yocs o alcaldes reente, se puede comagrĂłnomos incas oblema de sembrar es de los cerros

pisaq


Anualmente se queman cerca de 13.500 km2 de bosque tropical, para transformar el terreno en รกreas de cultivo o pastoreo

EVITEMOS QUE LOS รRBOLE http://www.walpaper.es/wallpaper


LES COMIENCEN A EMIGRAR


Manantial ubicado en la entrada del valle, en la cual el visitante podra disfrutar de las caidas de agua y de los cañaverales

Añashuaico

El Valle Perdido una crónica de: Richard Luque Ventura fotos de: RK

40


A quince minutos de la ciudad al final de la amplia planicie que conforman algunos de los poblados en la parte final noreste del distrito de Cerro Colorado y un anexo del antaño pueblo de Uchumayo. Y como perdido en un ambiente de casas, campos de cultivo, vientos, ganado y los atardeceres mas surrealistas que uno jamás haya soñado se encuentra un lugar único y seductor para las personas devotas de las caminatas y el ecoturismo sin tener que ir muy lejos. La quebrada de Añashuaico, una tímida línea natural que se extiende desde las faldas del Chachani en su lado este, hasta cruzarse en el distrito de Uchumayo con el rio tutelar de la ciudad, el Chili. Dentro de la quebrada se encuentra un valle que sirve de límite entre la vasta campiña de Uchumayo con

la sepulcral imagen del desierto en las afueras de la ciudad como lo es Pampa la estrella. Aquí en la quebrada de Añashuaico conjunción parece ser la máxima norma y prueba de ello es este exuberante valle que es producto de tan rigurosa ley. Una evidencia para afirmar esto es lo bien que combina el matiz verde del valle con la luminosa inercia que emana desde el desierto, quien coquetea con este descaradamente.

Caminando una hora y media nos cercioramos que este pedazo de naturaleza virgen no está en medio de las dos regiones; ni mucho menos favorece a alguno de los territorios que la abrazan como disputándosela para hacerla parte de sus dominios.

ENCANTOS DE LA RUTA A Añashuaico, este pequeño titán natural que alberga su propia flora y fauna. Se puede llegar por varios caminos pero el más recomendable Sumergiéndonos así en las entra- se ha trazado por la vía hacia la vañas de un ecosistema nada singular riante de Uchumayo perteneciente podemos ver como el manantial de al distrito del mismo nombre. Añashuaico se rinde ante la espesa Formando la frontera natural que presencia de los cañaverales mien- separa al anexo de Añashuaico con tras un poblador va cortando cañas el inicio del desierto.de Atacama secas para darles forma y entregar- Pampa la Estrella nos una popular estera aludiendo Manantial de Añashuaico, ubicado en un souvenir que no podremos llela entrada a este Valle en el anexo de varos. Añashuaico

41


Su nombre que significa “quebrada del zorrino” y parece el resultado de esa discusión eterna que hay entre lo seco y lo húmedo, entre la vida y la muerte o geográficamente entre la costa y la sierra; característica que se aprecia en sus 20 kilómetros aproximadamente. Pero el tramo perteneciente a la jurisdicción de Uchumayo, la cual es la mas vistosa cuenta con una longitud de 5 kilómetros. Este pequeño valle emana imparcialidad con ambas geografías habiéndose dado el lujo de albergar a ambas para así evitar la disputa natural entre los territorios aledaños.

a 200 metros de profundidad. Las mismas sirven de sustento para algunas familias. Y en las cuales el turista puede ver y ser partícipe de la actividad extractora de los alarifes, abrasados por la pulcritud de los tonos blancos del sillar que van siendo extraídos al ritmo del calor sofocante que emana del cielo y castiga sin piedad la espalda de estos arquitectos solitarios. Los cuales no parecen mellados por el inusual éxodo diario, pues uno solo de estos alarifes puede hacer en el lapso de medio día alrededor de 200 piezas de sillar labrados simétricamente a golpe de combos, Exponiendo en su parte inicial lo barretas y cinceles. seco y celestial del color blanco que pareciera armar una réplica El nombre correcto para el deexacta del paraíso bíblico encon- nominado sillar es ignimbrita, trándose el turista con las canteras este tipo de roca yace en las vede sillar, una área de 8 hectáreas y nas del territorio arequipeño desun espesor que varía entre los 60 de la era del plioceno superior.

42 12

Alarifes en plena faena de extración de la ignimbrita, mas conocido como sillar en nuestro país

LOS ATRACTIVOS El valle de Añashuaico ofrece una ruta variada para practicar el tracking con una duración de cuatro horas en promedio por un trayecto muy cambiante en el cual el turista podrá disfrutar de la imponente entrada adornada de murallones de sillar rosado, dando la sensación de la época jurasica, también de los 21 ojos naturales que riegan este valle formando el riachuelo de Añashuaico nutriendo la campiña que se ha desarrollado en este lugar. La agricultura de este valle yunga no deja de sorprender al visitante pues mientras camina árboles frutales le muestran jugosos pepinos, aromáticas lúcumas, higos, tentadores membrillos, pacayes altísi-


mos que lo vigilan a uno mientras los cerezos parecen ocultarse ante los pasos que damos. Debido a su ubicación el valle no cuenta con una vertiente de agua más que de las filtraciones y los ojos ya mencionados. Es por eso que el manantial de Añashuaico ubicado en la entrada del valle le da la apariencia de un oasis con sus 8 metros de radio el más grande junto con el de san Jacinto ubicado a mitad del camino siendo complementados con las cataratas de tecsao y Añashuaico. Al final de la caminata el turista podrá disfrutar de platos típicos ofrecidos por don Ramón Salas, y si se anima podrá ser llevado al pueblo de Uchumayo para así culminar la expedición. COSA APARTE Solo una agencia se encarga de la difusión de este valle local: NaturalParadiseTour S.A.C. brindando el servicio de transporte, guiado e información. Siendo administrado por los propios pobladores del anexo. Una de las desventajas de esta actividad es la falta de conciencia por parte de los turistas locales pues desde su creación del circuito en el año 2008, ha ido sufriendo deterioro por las acciones de estos.

A esto se suma que en el último año las filtraciones de los desagües de las curtiembres ubicadas en Rio Seco han llegado hasta la cuenca del valle mostrando así sus primeros rasgos de contaminación.

Uno de los veintiun ojos naturales que son alimentados por las filtracion provenientes de las faldas del Chachani

43 13


http://www.walpaper.es/wallpaper

Digamos 12


a la violencia sexual

13


Queñoa,

sobreviviente en las alturas

Una historia de: Milagros Tairo Medina Pequeñas hojas parecen colgarse en una enredadera de ramas las cuales se sujetan a torcidos troncos formando así un complejo ejemplo de vida llamado Queñoa. Un árbol que se ha enfrentado a los riesgos de la altura y el agreste terreno de la puna, esta planta perteneciente a la familia de las arbustivas ha construido su inmenso reino a 3800 m.s.n.m. Y allí en medio de rocas parece esbozar una sonrisa a través de la frondosidad que forman sus ramas. Comparte su triunfo ante la cruel ley de la naturaleza donde sólo el más fuerte y preparado puede sobrevivir pero no es por mucho tiempo.

48

La Queñoa ha ganado su batalla contra la naturaleza. Pero aún no ha logrado vencer la guerra eterna con el hombre. El único ser viviente que no la ve con ojos de

admiración sino con los de la comercialización. El mismo que la ve con intenciones más torcidas que alguno de sus fuertes y rojizos troncos.


Los mismos que el hombre hará crujir al ritmo de las llamas rojizas del fuego y una vez terminada semejante vejación solo queden ese tesoro negro que en realidad importa, el carbón. El hombre escoge esta planta debido a que su abundancia de resina natural hace del carbón resultante uno de los más cotizados y caros. Debido a que su duración en comparación al del

resto de plantas es de 3 a 5 veces mayor. He allí la razón de esta depredación indiscriminada que estuvo a punto de llevar a la Queñoa a la extinción total. A una hora de camino desde el centro de la ciudad uno recién entiende el porqué de la importancia de esta planta que nos recibe con un sólido color carmesí. Es que en su

frondosidad esta planta alberga la vida como un pequeño alojamiento; desde aves pequeñas; alrededor de setenta especies han encontrado en la Queñoa un habitad donde vivir así como insectos y roedores. Pues ni siquiera la corteza que se desprende deja de ser útil para la tierra que las aprovecha como una especie de abono natural.

49


Tapices naturales En la Reserva Nacional de Salinas y Aguada Blanca tres bosques de este frondoso árbol tapizan de manera natural gran parte de las 366 mil hectáreas que la conforman siendo los mismos, el Simbral que alberga cinco mil hectáreas con esta planta, Cabrerías la más dañada y por último el bosque Rayo abundante en caídas naturales de agua. Pero no es motivo para pensar que esta planta oriunda de las alturas este en abundancia. Prueba de ello es deforestación ilegal que ha sufrido el bosque de Cabrerías debido a su localización en el distrito de Cayma, haciendo fácil su acceso para los inescrupulosos que lucran vendiendo el carbón que obtienen de la quema de esta planta. Gracias a la labor de reforestación que lleva acabo la jefatura de la Reserva Nacional de Salinas y Aguada Blanca desde al año 2007 se ha logrado reforestar 30 hectá-

12 50

reas con esta planta. Pero debido a las condiciones críticas, por el frío y la falta de escrúpulos de algunas personas el proceso de crecimiento se ha visto afectado como prueba de ello es que durante un año las ramas de las plantas reforestadas solo crecieron una longitud de 16 centímetros. EL VIAJE Pegadas al camino como la comitiva de una quinceañera, solitarias Queñoas parecen indicarnos la ruta. Desviarse es un lujo que no podeos darnos, no por falta de tiempo, sino porque el bosque del Simbral no sólo ofrece abundancia en Queñoa, también curvas fatales que inspiran temor y respeto como para no osarse siquiera de imaginar otro camino. A lo lejos se divisa un cartel improvisado con brocha gorda sobre un lienzo de roca maciza señalando que ya estamos en el Simbral y podemos dejar de pensar en esas

curvas del camino, al menos hasta que regresemos. Dispuestas con un desorden armónico las Queñoas parecen vigiladas por el imponente y deforme Misti que se ve desde aquí, acompañándolas en su inmóvil existir algunas rocas muestran indicios de la abundante vida que aquí se ha proliferado, agujeros en ellas muestran las guaridas de algunos roedores como vizcachas o aves pequeñas entre otros. Los cuales tampoco se liberan del lucrativo pensamiento de los extractores de Queñoa, pues los cazan poniendo redes en la entrada de sus guaridas para luego venderlos en las tiendas de mascotas ubicadas en los mercados San Camilo o el Palomar. Son las seis de la tarde y el camino es cada vez más borroso por la falta de luz, la bióloga y el operario de la ONG DESCO nos apuran pues si no será difícil regresar.


9 de cada 10 intentos de suicidio son realizados por mujeres. evitemos que esa cifra aumente

13 51


En la actualidad s贸lo existen 160 linces, evitemos la desaparicion total de este felino 12


... evitemos que lo atrapen

13


Nunca le a susedido que esta a punto de aventurarse en un viaje que de seguro sería único e imperdible y justo en el momento que debería iniciarse esta travesía, surgen incomvenientes que nos hacen dudar si fue una buena idea entusiasmarse y planear tantas cosas. Aquí le mostramos nuestro Plan V una manera distinta de experimentar las sensaciones de la Anedralina...

12 54


El Embrujo de “A cuatro horas de la ciudad de Arequipa, un pueblo envuelto en el misticismo y con fama de haber albergado a brujas durante la colonia y que hoy despierta curiosidad, nos ofrece todos sus encantos.”

El sol baña las calles de este pueblo con la misma delicadeza en las manos de un amante enamorado; es que aquí en la provincia de castilla, departamento de Arequipa el cariño parece desbordar con la misma fuerza que emana del rio Majes, más conocido como el valle de Majes, rico en tierra fértil, gente agradable, bellas mujeres y un pueblo con la singularidad casi misteriosa al momento de ser visitado, su nombre geográfico y político es Huancarqui del vocablo quechua huancanqui: llorar aquí, pero en la provincia de castilla lo bautizaron como la tierra de las brujas, debido a que foráneo que lo visita no deja de regresar. LA RUTA A cuatro horas de la ciudad blanca; siguiendo un camino casi serpenteante y caprichoso está el valle de Majes, una herida en la vasta tierra arequipeña, que se abre desde la costa loncca hasta la altura misma de la frontera con Cusco, una abertura geológica que en su época de apogeo captaba no solo la mirada nacional sino la extranjera. El viaje culmina cuando a lo lejos se divisa la nada, y de la ventana del bus, se va divisando los extensos campos de arroz, simétricamente distribuidos como tablero de ajedrez, reafirmando la fuente económica imperante de este valle, campos bordeados, como respeto a su importancia por el imponente rio majes a la margen derecha. Añadiéndole el inmenso cartel que dice, Bienvenidos a la Provincia de Castilla, será difícil no darse cuen-

Huancarqui ta que ya estamos en tierras Majeñas... lo primero que puede percibir el viajero es el calor, lo cálido del ambiente, y lo húmedo del lugar, una brisa casi divina invade tus pulmones como acto de bienvenida y todo el valle parece saludarte mientras una brisa tibia engaña a tus sentidos y te hace soñar por unos momentos. Luego de pocos minutos te das cuenta que es real y te vas acostumbrando, llegas a Aplao, la capital de la provincia que te muestra a primera vista, su vasta campiña combinada con el lado céntrico de esta ciudad. A cinco minutos de Aplao, ubicado en la rivera derecha del Rio Majes se encuentra Huancarqui ocupando un área de 803 km² albergando a mil 445 pobladores que se dedican a la agricultura y la elaboración de aguardientes, piscos y vinos en su mayoría. En el valle de majes este pueblo ha sabido combinar gracias a su geografía variada, el calor seco de su zona desértica con la frescura relajante en su campiña; que junto con sus árboles frutales, los cañaverales en abundancia, extensos viñedos invadiendo los campos de arroz están vigilados por los huarangos, arboles en abundancia solo en este pueblo. Le dan esa apariencia de un paraíso escondido. EL PUEBLO Ubicado entre dos cadenas montañosas de arena y bajo la tutela del imponente cerro El Calvario, símbolo de la singularidad de este pueblo; tan rojo como la tez colorada de sus pobladores. Huancarqui ofrece a sus visitantes: rutas pre incas vírgenes que van mostrando durante su

13 55


recorrido antiguos petroglifos de la época precolombina arequipeña, dando muestra del singular atractivo turístico de este poblado. A su fama; de ser un pueblo de bru-

12 56

jas, se suma la leyenda que en las aguas de Chancharay, un manantial de cristalino liquido; único en todo el valle. Tiene la propiedad de brindar con gemelos a las parejas

que osan bañarse en dicha fuente. Huancarqui es un pueblo que ha sabido combinar su tradicional fe con la moderna plaza de este. Siendo el único pueblo de este vasto


valle que cuenta con, al menos una celebración por mes; en devoción a los, más de diez santos con los que cuenta; siendo su patrona la virgen del Rosario a quien rinden fe y devoción en el mes de octubre. El inicio oficial de las fiestas es el tres de mayo, fecha de aniversario para este pueblo. En la que coronan a su Reyna y festejan hasta que el mismo sol los despierte para ir a misa. Muchos afirman que la fama de Pueblo de las Brujas se debe a la belleza de las huancarquinas es que existen casos de foráneos que visitaron este pueblo y quedaron tan deslumbrados con las mujeres que nunca más se fueron o simplemente se casaron con alguna y no dejan de venir, este rumor parece venir de antaño pues los más viejos aseguran que fue el mismo Ramón Castilla quien quedo tan perdidamente enamorado de una

huancarquina que pretendió fundar la capital de provincia en Huancarqui y no en Aplao. LA TACTA Hablar de Huancarqui no sería lo mismo si es que no se habla de su emblema, ese tótem natural al que denominaron “La Tacta“ formación natural ubicada en la avenida principal, la misma que pareciera hacer de centinela vigilando las nuevas visitas y velando al pueblo desde lo alto complementando el resguardo del cerro tutelar. Formada de roca y caprichosamente única es el símbolo de los huancarquinos, está custodiada por un cuarteto de Chombas “vasijas de arcilla cocida“ En la antigüedad se dice sirvió como parte en los sacrificios del ganado. EL EDEN A treinta minutos del pueblo se encuentra el anexo de Huatiapa, el edén particular de este pueblo,

un lugar donde todo tipo de fruta parece preferir brotar. Lugar donde se puede apreciar uno de los hornos más antiguos del valle en época colonial. En el cual se fabricaban las chombas más grandes de todo el sur. Un pueblo que le asegura experimentar un sinfín de sensaciones mágicas, y si tiene suerte hasta quizás el poder verificar lo cierto de su mito y conocer una bruja huancarquina.

“Castilla es el nombre político de la provincia; en honor a Ramón Castilla de quien una vieja leyenda dice se enamoro tan perdidamente de una joven huancarquina, que pretendió fundar la capital de la provincia en este mágico y enigmático pueblo.”

13 57


12


EL CIGARRILLO NO SÓLO AFECTA A QUIEN FUMA, PERJUDICA TAMBIEN A QUIEN VE COMO LO HACES

http://www.walpaper.es/wallpaper

13


Comer no es el simple hecho boca con los cubiertos, palit de y no menos sofisticado act y porque tampoco hay lugar mente hay lugares que quiza manera que le prome

60


o de llevar los alimentos a la tos chinos o en el mas humilto de hacerlo con las manos. res adecuados, sino simpleas los conozca, pero no de la etemos los conocera.

61


ElViñedo

Z

Las noches en Arequipa, son tan frías que hay momentos en lo que las personas extrañan ese calor que las abraza e incluso quema de día, pero donde se inicia o donde, dicen algunos, acaba la calle San Francisco, uno de los tantos restaurantes; pero de los pocos gourmet que hay en el centro de la ciudad blanca. Nos ofrece la calidez de la madera y la tosca placidez del sillar; todas estas sensaciones combinadas en un ambiente con un aroma a casa de antaño. Que va emanando de su cocina al momento de preparar las chuletas de carne con el estilo gaucho

12 62

pero utilizando carnes de la región. Todo esto se encuentra en El Viñedo Arequipeño Grill. Al Viñedo, como se le conoce en el populorum loncco; no se va a comer nada más, sino a que lo engrían. Su propietario y también Chef Antonino Battí, forjo este singular restaurante en el año dos mil, según el época del génesis del turístico y la gastronomía nacional, con la consigna de ofrecer a Arequipa un restaurante donde no solo se sirvan platos a manera de cuadros pintorescos, sino que también se respire ese regionalismo nato de esta ciudad del volcán Misti y del

picante rocoto. En estos nueve años ha sabido combinar sus ambientes con las necesidades que buscan los comensales y los turistas locales, nacionales y extranjeros. Desconexión (como dice el) de la rutina a través de un lugar con ambiente rustico. Combinándolo con la elaboración de un singular menú que se plasma a través de sus dos cartas. La Parrillera y la Criolla, ofreciendo en ambas la preparación de sus platos en base a las carnes regionales; como son la de: cerdo, res, alpaca, cordero y trucha.


Buscando siempre la innovación El Viñedo Arequipeño Grill incluyo en ambas cartas la preparación de platos con carne de avestruz desde el año dos mil dos, la cual ha tenido una buena aceptación por todos sus comensales. Su especialidad son las parrillas, pero no duda en engreír a los comensales, sean turistas nacionales o extranjeros o en todo caso locales, con el plato que le pidan, desde comida oriental hasta las más finas pastas, y es que están innovando su carta cada año según los platos más pedidos durante el año y creando nuevas fusiones, a todo esto se añade que hacen uso de 280 productos en la preparación de sus potajes para poder ofrecer una cocina con tendencia de fusión, siendo los primeros en ofrecer platos novo- arequipeños de la región. Prueba de esto es que todos los sábados ofrecen un menú gourmet a sus comensales el cual está al alcance de todo el público que no solo busque comer bien sino también ser tratado con delicadeza y disfrutar de ambientes que lo harán sentir esa calidez del antaño tiempo arequipeño sin preocuparse por el bolsillo. Ubicado en el centro histórico de la ciudad; en una de las calles más conocidas de Arequipa El Viñedo Arequipeño Grill no solo ofrece sus variados y singulares platos. Sino también una selecta carta de vinos nacionales y

extranjeros así como una barra internacional donde los visitantes no tendrán excusa para extrañar sus bebidas regionales. Manteniendo esa tendencia de lo rustico del sillar y la calidez de la madera en forma de leños también en su barra. A todo esto se suma la utilidad de sus ambientes divididos en cinco

mas una terraza interna que le servirán para llevar a cabo reuniones formales y otras no tanto, El Viñedo Arequipeño Grill le asegura una velada única con buena comida y bebida matizada con música selecta que no hará otra cosa que relajarlo mas mientras va olvidando el quehacer diario y la rutina

13 63


el tabaco mata no esperemos esto http://www.walpaper.es/wallpaper


I FILA 66


La última obra del polémico autor peruano.

“La esposa del rey de las curvas”

Alfredo Bryce Ecenique En Arequipa viernes 5 de junio Paraninfo de la Universidad Nacional de San Agustin

67


W W Artistas no Artistas Silvana Mar Apaza

12 6 8


En sus ojos puedo ver esa verdad de la que hablan otras chicas. Sus pupilas paracen hablarme con cada movimiento recio que dan mientras voy desendo que su mirada me este desnudando.

Silvana Mar Apaza

D

Sentada, mientras soy bañada por el sol de la tarde viendo el horizonte comvertirse en una inmensa paleta de multicolores tonos que se van originando del color naranja en el cielo.

h

Y ofreciendome los mas inimaginables sunsets. Puedo ver la silueta de esa vieja compañera que me dio amparo en la hasta ahora dinamica vida que me ha tocado vivir.

w

La veo de reojo con ese vouyerismo precoz de niño que espia a su hermana en la ducha.

s

Mientras en una casetera de radio un jazz melancolico matiza mi rostro con muecas de sentimentalismo en afloro.

d

Los sentimientos bailan al ritmo de esa melodia mientras recuerdo como me estoy haciendo vieja y mi pequeña casita va crecciendo, va haciendose un vivienda de concreto masiso y de nuevo la pregunta estare aún allí, me pregunto para mis adentros. El sol ya se esta durmiendo en el horizonte y mi casa con su techo doble agua se ha tornado de un color sepia y su silueta se pierde en los tonos negros que la noche va pintando.

b

Sus ojos me esclavizan cuando encuentran los mios, cuando compartimos ese pequeño momento de compatibilidad visual como son las miradas. no puede decirle nada, ni mucho menos insinuarselo, callada en un rincon de la realidad. Lo disfruto con esa calma digna de las iglesias esperando la venida de Dios.

D

Sus ojos me desgastan y ahora siento que me duele como seguir viviendo a sabiendas que sus ojos me someten a un dolor visual del que quiero seguir siendo parte.

Q

En sus ojos el cielo pierde significado y el oceano deja de ser el más perfecto azul, En sus ojos la mistica se materializa y la logica se palpa, Si, todo eso me pasa en sus ojos cundo los mios los ven

C

Silvana Mar Apaza

13 69


Letras Nuevas

70


Mares Rojos

s

Flor de María Pachari

a

CORRESPONDENCIA

De ti, trato de hablar pero tu voz se me esfuma, como las garúas en verano.

Sólo atino a mirar tu rostro tibio, denso, híbrido, como el fruto cada vez más sofisticado.

Suspiro, nada más queda el suspiro después de tantas inexplicables razones que me atenúan a despertar de tu sueño.

a

Aún aguardo tus manos abrazando mis caricias que no saben si les perteneces, ¿Cómo saberlo? Si son tiernas y ásperas en aquella causa de amar; amando otras pieles, otros rastros. Sólo queda aquel paradigma

71


h

entre mi amor y el desconsuelo ¡Qué me den una gota de fe, de tí!

Nada más queda en los monasterios de un alma casi dormida, casi despierta también por el estado convergente, divergente, urgente necesito el antídoto ¡beber!

n

n

Más allá de ti estaré esperando… tan sólo esperando tu voz, tu cuerpo o tu adiós alejarse, aun estando lejos, pero he de acercarte con furia porque así será, al menos por mi será.

j

Estarás ahí y estarás tú en mí como lo están mis venas que teletransportan aquellos códigos que hablarán tu idioma en cada ventrículo y en cada tic tac. Estarás bombardeando, bombardeando tu vida en la mía.

72


b TIEMPO FUERA

Quizás te espere diez horas diez días o diez años.

Las primaveras vienen y se van.

Después de tantas puestas de sol los atardeceres decrecen amarillos y mueren.

n

n

Una rosa espinada es atravesada por un pincel oxidado. Sonarán las campanas veinticuatro veces antes que se diluya tu olor en mis oídos. Veinte minutos más y habré perdido la pluma en la bañera, cinco segundos más y las agujas del reloj cantarán lentas notas rojas.

Los viejos vasos rotos esperan sedientos ser bebidos.

c Los caballeros vienen y se van.

Aún carece de simpleza el ver tu rostro dibujado en el portal de mis devociones. Puede ser que hasta haya olvidado mi nombre, mi oficio y ciertas dotes para redescubrirte un mundo a orillas de mis vértebras.

Las primaveras vienen y se van.

73


j I Siempre visto de luto, cuando te alejas hacia el manantial de las luciérnagas. II Desciende tu sombra de los espejos rotos por el tiempo. III Sólo quedan retazos de vida que zurzo bajo la misma ventana que te vio partir. IV Déjame llover Una tarde más en tu regazo Hasta que sacie la tormenta.

n

n

V Virutas de seda Desvanecen de mi piel, de arena gris se va poblando el mar de tus recuerdos.

VI Y mientras, secaba tu sudor con mis cabellos para que marcharas nuevamente a la batalla. VII El invierno ha devastado todos los rosales han quedado espinas regadas.

VIII Las aves así como yo buscan también anidar alguna vez en tus vísceras.

h

IX El silencio se llevó consigo tu aliento de pantera.

X Existen cenizas en el fondo del océano de rojo se torna la proximidad de la marea.

74


c SÁBANAS CASTAS La barba risueña nula desierta baila entre mis labios y los pectorales.

Tiembla tiemblan… los mares de pudor las embarcaciones van anclando sus cargas en cada uno de mis pezones.

n

n

_Rema_ _rema_ _rema_

que la corriente se diluye en cada ir y venir de esta cordillera.

Tentaciones sofocan la garza contrae en yuxtaposición la yema de los genitales dilata... Un lúpulo olfatea a otro lúpulo se reconocen hacen la dupla.

Un millón de especímenes avecinan la contrapuerta se contrae se abre se cierra.

b Tu aroma va rozando mi sombra sábanas apagadas y un poco de café desborda la mañana.

75


NO OLVIDAMOS HACER ESTA PAG AHORA PUEDE

12


GINA, SABEMOS QUE LEER CANSA. PUEDE CONTINUAR

13


Tinta y Pap

Leerlos es un placer, intentar hacernos parte d que han sabido crear y hacer que nos llame a la Pero como son vistos estos arquitectos de las conocidos, enemigos, o crĂ­ticos... Una manera distinta de entender sus textos

78


pel

de ese universo paralelo a curiosidad no es fรกcil, letras por sus colegas, 79


80


Plinio Apuleyo Mendoza

Admiro mucho a Mario, la construcción y la ingeniería de sus novelas, creo que es el Balzac latinoamericano

81


Creer que las diferencias entre Mario Vargas Llosa y Gabriel García Márquez tienen que ver con una posición política sería pensar que se trata de dos personas que no son inteligentes

Tomas Eloy Martinez

” Ana Gallego y Angel Estebán 82

Más de treinta años después, es casi imposible vislumbrar un abrazo cercano entre el "poeta y mago de la palabra", García Márquez, retirado largas temporadas en México, y "el arquitecto" Vargas Llosa, viajero incansable y constructor de universos.


sus Mundos El desafío, relato (1957) Los jefes (1959) La ciudad y los perros (1963) La casa verde (1966), Premio Rómulo Gallegos Los cachorros (1967) Conversación en La Catedral (1969) Pantaleón y las visitadoras (1973) La tía Julia y el escribidor (1977) La guerra del fin del mundo (1981) Historia de Mayta (1984) ¿Quién mató a Palomino Molero? (1986) El hablador (1987) Elogio de la madrastra (1988) Lituma en los Andes (1993), Premio Planeta Los cuadernos de don Rigoberto (1997) La Fiesta del Chivo (2000) El Paraíso en la otra esquina (2003) Travesuras de la niña mala (2006)

aZORÍN

de prosa tan elegante y tan cuidada, de precisión maniática y respirar simétrico, que de leve y discreta parece escrita en puntas de pie

” 83


W

Tomate tu tiempo, falta un mes para que nos volvamos a ver. Podr谩s leernos en ese lapso.Comenzo la cuenta regresiva. Nosotros ya tenemos la pr贸xima portada, y tu ya acabaste alguna pagina?

C


Revista Valquirya Nº1 Medio Ambiente