Page 1


Agenda Regional de Periodistas Carolina テ]gel Idrobo Natalia Castro Gテウmez Santiago de Cali, 2010


EN BUENAS MANOS © 2010 Segunda Edición Fundación Mujeres Arte y Vida Santiago de Cali Edición Carolina Ángel Idrobo Juan Guayara Mora Diseño y Diagramación Las del Otro Bando Concepto Gráfico Oscar Murillo Impreso por: Primera Edición 2007 ISBN: Proyecto de formación a grupos y movimientos sociales de mujeres para generación de opinión pública en defensa de los derechos humanos de las mujeres


Dedicatoria


Indice


Prologo de Adalgiza Charria

No han sido fáciles las relaciones entre el movimiento de mujeres y los medios de comunicación. Este le reclama a los medios por repetir los imaginarios patriarcales, por utilizar un lenguaje excluyente, por invisivilizar las conquistas femeninas, por instalarse en un análisis sexista, por reseñar y codificar la realidad desde una visión jerárquica y masculina del mundo. Los medios a su vez, ven en el movimiento de mujeres el peligro de los “ismos” que vuelven tan autoritario su discurso como aquel que pretenden cambiar, y por eso se niegan sistemáticamente a oír

sus planteamientos. Tristemente la salida ha sido caricaturizarlo y falsificarlo, esquematizarlo y simplificarlo. Del feminismo queda la falsa percepción de que las mujeres quieren en lo sucesivo dominar a los hombres o ser semejantes a ellos. Ha quedado la idea de la igualdad pero no la lucha del movimiento contra todas las lógicas de exclusión, la búsqueda de valores que subviertan el mundo triste y patético que nos ha tocado vivir, la preocupación de las mujeres por hacer sostenible el planeta. Y ahora los medios de comunicación consideran que el feminismo está enterrado, y que las feministas son brujas, feas o mal

tiradas. Las relaciones sin duda han sido difíciles. Pero cada vez más hemos entendido que los antagonismos empobrecen la experiencia humana y de la mano del maestro Kapuchisqui sabemos que si nos conocemos más, si comprendemos el mundo del otro y de la otra, nos lastimamos menos. Es hora de que las mujeres entendamos las lógicas del periodismo, sus heroísmos, sus dilemas, sus retos, las pulsiones vitales de sus oficiantes, y a la vez, que los medios entiendan nuestras búsquedas, nuestros sueños,


nuestros hallazgos. Este directorio humanizado de periodistas de Cali que inicamos hace unos años y que hoy retomamos con entusiasmo, nos ha permitido entender que existe un periodismo que se resignifica a la luz de los problemas sociales que puede ayudar a solucionar, que se pregunta por las responsabilidades del oficio, que lo sustentan historias humanas llenas de sueños y esperanzas. Para los grupos de mujeres es preciso que nos convirtamos en fuentes de información para los medios de comunicación, que nuestras historias, nuestras consignas, nuestras luchas sean asumidas con toda la profundidad y la hondura que tienen. Se trata de cerrar la brecha de prejuicios y suspicacias que existe entre los medios y los movimientos de mujeres. Es un esfuerzo que busca conocernos para crear confianzas y trabajos colectivos. Es urgente que los medios incorporen perspectivas no sexistas en su información, que utilicen lenguajes incluyentes, que desmonten prejuicios, que no justifiquen las violencias, que no banalicen el dolor.

Los grupos organizados de mujeres hemos ido construyendo un pensamiento que requiere socializarse, tenemos criterios particulares sobre la educación, el medio ambiente, el poder, el cuerpo, la sexualidad, el amor.... Durante años, y entendiendo que lo personal tambien es político, hemos ido construyendo ciudad, comunidad y democracia. En buena hora este encuentro, estas historias, estas vidas que día a día acompañan nuestra marcha. Gracias a la Alcaldía de Cali y la Secretaria de Bienestar Social por continuar esta iniciativa, gracias a Natalia Castro y Carolina Ángel, historiadora y comunicadora social respectivamente, quienes se encargaron de tejer las narrativas personales, los testimonios que los y las periodistas tienen de su propia experiencia, su relación con la ciudad, sus focos de interés, prácticas periodísticas, problemáticas y sueños. Gracias a todas y todos los periodistas que nos permitieron conocerles un poco más, gracias a quienes no están en este segundo directorio, y nos esperan. Adalgiza Charria Q. Fundación Mujer, Arte y Vida MAVI www.infogenero.net


HACIA UN USO APROPIADO DE LA LENGUA

o)> c i t s í ü g ocio Lin >>>>>>>>>>>>>

S >>>>>>>>>>>>>> umento o t s e i f i (Man >>>>>>>>>>>>> er un instr

de s e u p e j ua l. universa El leng . nérico y ntro del o e i g l b e a par de cam l, no sirve do a la mujer masculi to socia n l para el je e e u y s y lu c a e tr in d u e l, n a ía s r s r go ae ive >>>>

>>>>>>

un cate ngu que la le asculino como al hombre la Se dice m r l a otorg lizar e . rmulas Pero uti masculino, es de las mujeres no hay fó en el je a u ia o g c n n ic io l le genér la existe se espac xista de izando so no se propiado de e es. u n u invisibil r e hac ás A cion ue para n uso m tras rela bemos q proponemos u cturamos nues a s es, e u q stru y mujer quí Y aun desde a estras vidas y e ombres , h los s a ta n e a e r n y c con desig os nu onstru e c m u a q e r u u je g q a fi ngu nos que con te. Al le s cotidia incluyen sos personaje a e r e fi esas y e gión. do se re estras Apropia o por igual a struir nu tra re n s e o c u e d n r n e a a d par visibiliz bólicos lenguaje dos sim sos del u s lo entrama r ifica s resign entonce s o m e Propon . es relacion


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

Descubriendo a la periodista detrás de los relatos El protagonista de la noticia no es el periodista sino la fuente. Por eso ella trata de ser invisible y así construir historias naturales y precisas. Para no perder detalles en sus narraciones se camufla entre palabras y anécdotas que muestran a una mujer de escritura cuidadosa y actuar mesurado.

14

atricia no llegó al periodismo por casualidad. Su recorrido estuvo marcado por la televisión y desde muy pequeña, cuando en los barrios colombianos habían pocos televisores y la costumbre era reunirse en casa de algún vecino para mirar las novelas, los programas musicales y El Chavo del 8, descubrió en la información una de sus dos posibilidades laborales. La otra era el espacio. La decisión de no ser astronauta para seguir el camino del periodismo la tomó mientras veía a Arturo Abella presentando el noticiero Telediario, durante la década del 70. Yo quiero ser así, yo quiero hacer eso... Decía la niña imaginándose cubriendo día a día las noticias, sin saber que ese pensamiento la llevaría a desempeñarse durante dieciocho años como reportera de la casa editorial El Tiempo. A finales de los años ochenta se graduó de bachiller y entró a estudiar comunicación social en la Universidad Autónoma de Occidente. En 1991, cursando quinto semestre, ingresó como laboratorista organizando archivos al proyecto de El Tiempo Feminizando la Comunicación

Cali, que cubre las noticias del Suroccidente colombiano. Allí se le presentó una encrucijada que mostraba dos caminos: la reportería gráfica y la redacción. Y Patricia, que desde niña se sumergió en la escritura como parte de su sueño, decidió dedicarse al periodismo escrito. Empezó su recorrido como reportera transitando por los diferentes espacios del periodismo informativo, desde la Encuesta Ciudadana, pasando por la página Económica y la página de Ciudad, donde trabajó el tema de la educación y la salud narrando las problemáticas educativas de las zonas marginales y mostrando investigaciones universitarias inéditas y anónimas, hasta llegar a las páginas Judiciales. Corría el año 1994 cuando empezaron los operativos de captura de los hermanos Rodríguez Orejuela, en ese momento los medios seguían de cerca los movimientos de los diferentes carteles colombianos y los periodistas se inclinaban por cubrir las noticias que hablaban de los capos y los desatinos, desavenencias y aciertos de esos operativos. Seducida por la


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

intensidad del trabajo y la posibilidad de conocer y develar las dinámicas de seguridad, Patricia pasó a la sesión judicial iniciando así el recorrido por el periodismo de orden público. Allí no sólo descubrió dinámicas de seguridad, también se enfrentó cara a cara con la violencia de la región deslizándose entre pandillas, drogas, carteles y agentes armados, entretejiendo la muerte y la vida con la naturalidad de aquellos que narran esa violencia configurando el mapa social de ciudades como Cali a través de palabras y crónicas. La pasión por el periodismo de orden público se desvaneció cuando sintió que había perdido su sensibilidad, cuando la noticia y el afán por descubrir historias, por obtener primicias, superaba el dolor de observar y enfrentar la muerte de otros y otras... Y un día, tras un enfrentamiento entre guerrilla y ejercito, ella saltó el cadáver de un guerrillero atravesado en la calle sin percatarse de su acción hasta después de consumarla. En ese momento sintió que el alma se le arrugó. Yo no quiero volver a hacer esto. No importa que él fuera un guerrillero, era una persona joven y yo lo traté como a un objeto. El eterno conflicto de la ética periodística entre la necesidad de informar y el respeto la condujo de nuevo a las páginas de educación y salud. Patricia es una apasionada por la palabra y le encanta conocer las historias detrás de los rostros, rescatar saberes, develar conflictos, escuchar las necesidades de esos y esas ciudadanas que recorren las calles construyendo realidades diversas y cambiantes. Allí encuentra la principal recompensa a su trabajo. El mismo que la lleva a hacer informes sobre la importancia del acompañamiento familiar en la crianza de los niños, mientras ella permanece lejos de sus propios hijos, viviendo una dualidad compleja entre la tristeza de sentir que perdió el Feminizando la Comunicación

instante maravilloso de la crianza y la satisfacción de realizar un trabajo que le permite visibilizar día a día millones de historias de vida invisibles: vendedores y vendedoras ambulantes, campesinos y campesinas, desplazadas y desplazados, madres comunitarias, científicos y científicas, gente común y corriente que aporta un granito de arena en la construcción de ciudad. Esa es su labor social. La razón por la que continúa ejerciendo un periodismo respetuoso, que cuestiona y genera reflexión, aportando desde su labor a la formación de una opinión pública donde la ciudadanía se convierta en protagonista y agente activo de la comunicación. Es así como esta mujer, que en su niñez imaginó transitar los espacios informativos y en su juventud optó por la palabra como herramienta narrativa, recorre la ciudad en busca de historias para contar y agradece la posibilidad de conocer universos que se vuelven tangibles en esta búsqueda de información, alimentando su experiencia personal y motivándola a encontrar siempre una nueva realidad para enfocar.

15


HACIA UN USO APROPIADO DE LA LENGUA

o)> c i t s í ü g ocio Lin>>>>>>>>>>>>>>

S >>>>>>>>>>>>> ctivos o t s e i f i (Man >>>>>>>>>> les o cole

. de s a el c o > bres. Es do, > m > o > h > y >> res sora de muje z, profe >>>>>> lectivos , infancia, niñe ctivo, grupo… o c a ia n le nc oblació tura, co n refere ue hace ersona, gente, p do, pareja, cria q s e r b ia p Nom ncionar s como palabra ser humano, fu , do alumna

U

icos rea r é n e g so de


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

La Calle Como Laboratorio de la comunicación En el ejercicio periodístico todos los días son diferentes, siempre hay una realidad distinta, una verdad por develar… Esa es la esencia del trabajo de esta mujer que utiliza la ciudad como su plataforma, encontrando en cada historia de vida una posibilidad de mostrar dinámicas urbanas y en cada relato un medio para ayudar a esos ciudadanos y ciudadanas que viven cotidianamente el dolor del que ella es testiga. 18

eyanira se escapaba del colegio para ir a Todelar y ver de cerca la realización de noticieros e informativos. Por eso comenzó desde muy joven a perfilar su carrera y al graduarse del bachillerato tenía claro que sería periodista. Sus inicios estuvieron ligados a la radio y el recorrido empezó en Colmundo, cuando aún se llamaba Grupo Radial Colombiano. Después volvió a Todelar y terminó en Radio súper, siempre cubriendo noticias, siempre informando. El País fue su primera experiencia en prensa escrita. Una escuela empírica en la que trabajó durante siete años transitando de la sección Metropolitana a Comerciales. En el 2005 se inició el proyecto del Q’hubo en Cali, un periódico pensado para un nicho de mercado preciso: los estratos uno, dos y tres, ciudadanos y ciudadanas con muy poco poder adquisitivo, que deben decidir entre informarse o cubrir sus necesidades básicas. Deyanira fue convocada para hacer Feminizando la Comunicación

parte del equipo de editores, sin imaginar que allí viviría una de las experiencias más gratificantes de su carrera. Explorar Cali, una ciudad desbordante que produce diariamente millones de historias, donde todos y todas tienen algo que contar y cada relato significa un aprendizaje, un nuevo dato por descubrir, una forma de vida por develar, un código social para analizar, le enseñó a olfatear diversas realidades saliéndose del marco informativo oficial y ejerciendo un periodismo centrado en lo popular. Diariamente después del consejo de redacción esta periodista sale en busca de aquellas cotidianidades que se configuran en los espacios micro de la urbe, presentando en cada entrega historias originales y personajes anónimos convertidos en noticia, para impactar al receptor ávido de anécdotas y relatos inéditos que ofrecen otras perspectivas de la sociedad. Deyanira le apuesta a un periodismo en el que no sólo basta con visibilizar los hechos. Ella cree que es necesario brindar


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

apoyo a esas realidades traumáticas y dolorosas con las que se enfrenta día a día, utilizando sus herramientas comunicativas para tratar de interpretar la violencia y el caos urbano. Por eso en su ejercicio de escritura incluye siempre información que permita a la ciudadanía prevenir y resolver sus conflictos cotidianos. Si se trata de un caso de violencia contra una mujer no basta contar la historia, es necesario mostrar la Ley 1257, Ley de las No Violencias Contra las Mujeres, hablar de la importancia de denunciar, de la necesidad de no callar, como un ejercicio pedagógico desde la responsabilidad social del periodista. ¿Qué debo escribir? ¿Hasta dónde divulgó la información? ¿De qué me tengo que privar?... Son preguntas que Deyanira se plantea al enfrentarse a cada nueva historia. Ella camina entre lo permitido y lo prohibido, serpenteando entre la noticia y la censura. Las realidades que encuentra a su paso deben ser tratadas con discreción y prudencia, pues como periodista no tiene facultades jurídicas y debe omitir datos importantes para el análisis y contextualización de las historias, por ejemplo, está obligada ocultar detalles sobre los agresores para evitar demandas y atentados. Pese a todas las limitaciones, obstáculos mediáticos, gubernamentales y amenazas de los agentes violentos y armados, reelabora las formas de acercarse y presentar las noticias, para equilibrar a partir de sus palabras lo que puede y no puede decir, lo que le permiten contar y lo que no debe mostrar, tomando sus propias restricciones a la hora reinterpretar realidades vistas y oídas para cuidar su integridad profesional y personal. Así aprendió a sobrevivir y transitar entre la información y los espacios comunicativos que aceptan o restringen la socialización de esa información de acuerdo a sus políticas internas, construyendo una visión propia de la objetividad, en la que reconoce que la ética periodística llega Feminizando la Comunicación

hasta donde lo permite la ética del medio. Este es el trabajo y pensamiento de una mujer que escogió una rama del periodismo poco explorada por las academias, pero que utiliza los mismos métodos de investigación, inspección, entrevistas, análisis y estudios personales, para ofrecer noticias verosímiles y de alta repercusión en los imaginarios populares. Ella sólo quiere contar y no discrimina medios.

19


HACIA UN USO APROPIADO DE LA LENGUA

o)> c i t s í ü g cio Lin >>>>>>>>>>>

o >> S o >>>>>> t > s > > e > i > (Manif >>>>>>>>>>> >> >>>>>> >>>>>>

>

. sonal docente, las personas s i s a r f í r Pe jercen, el per no… •

a as que e er hum s person se política, el s la , io r a l sanit s, la cla Persona mayore


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

Polaroid de un hombre y su encuentro con la reportería gráfica. Cuando la violencia vulneró su vida, él encontró refugio en la imagen aprendiendo a crear mundos solitarios que después plasmó en el papel fotográfico

22

l no reporta con palabras. Busca, compone, encuadra y dispara la cámara. Lleva treinta y un años capturando la historia política, social y cultural de la región y todavía puede sentir la misma pasión que lo arrastró casi por intuición, casi por sobrevivencia, a fotografiar un partido de fútbol con una Kodak Instamatic 10 prestada. Tenía dieciséis años y la certeza de ser fotógrafo. Su infancia transcurrió en el norte del Valle durante la época de la violencia, sacudida por flashes ensangrentados, imágenes nítidas de volquetas recogiendo muertos al amanecer, disparos, éxodos... El feroz trueno de la muerte. El estrépito de la guerra le dejaría un miedo y una intuición que mucho después entendería: el pánico a la oscuridad de la noche huyendo entre sombras con su madre y la posibilidad de encontrar en esas imágenes grotescas un resquicio de belleza. Como muchos desplazados y desplazadas que a lo largo de una línea infinita de tiempo han llegado a los centros urbanos del país, arribaron Feminizando la Comunicación

a Cali con hambre y tuvieron que inventar un lugar para vivir en un barrio de invasión, en medio de la desprotección y la pobreza. De esa época guarda otro recuerdo, la carrera primera, en ese entonces despavimentada, extendiéndose bajo sus pies y la voz de su madre indicándole a los seis hijos el puente donde dormirían si no encontraban dónde pasar la noche. El único que lloraba era él, siempre temeroso de los fantasmas de la oscuridad. Pese a la crudeza de su historia nunca dejó de soñar. Mientras su mamá lavaba ropa en el río Aguacatal, él se deslizaba con su hermano en el guardafangos de un viejo carro y se hacía querer como el Chavo del Ocho, truequeando tareas por comida y paseos. Así fue conformando un universo de imágenes y experiencias que le acercarían de manera inevitable a su profesión. Pero el destino tenía guardada otra tragedia. Su madre


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

murió de cáncer de seno y los niños fueron repartidos entre familiares. Él fue acogido por un tío. Durante un año y medio recorrieron juntos diferentes fincas en Argelia, Versalles, Ansermanuevo y otros municipios del norte del Valle, que continuaban azotados por la misma violencia que lo había expulsado a las calles oscuras de una ciudad indiferente y calurosa. Ya no le era extraño huir y sentía muy cercana la cara oscura del mundo, los callejones de la guerra, el filo de la muerte. Seguía coleccionando instantáneas de cadáveres acarreados por caballos enjalmados como borrosas fotografías antiguas. Las imágenes de la violencia regresaron a sus ojos, una por una las guardó en la memoria y reprodujo en escenas cinematográficas que inventaba con una pistola de juguete, hablando sólo en campos y cafetales. A los diez años lavaba pocillos en un café de cuatro de la mañana a diez de la noche, le pagaban diez pesos y ya no había tiempo para jugar. Una mañana, cuando tenía once años, su tío le entregó un anillo de rubíes. Con la mirada de quien presiente el destino, le ordenó empeñarlo en treinta pesos y tomar el dinero para viajar a Cali. Aymer lloró. No entendía por qué su tío quería mandarlo lejos, otra vez en medio de la soledad de la gran ciudad. Quince días después, quien le acogió durante su orfandad y dejó grandes lecciones de vida, murió. En Cali fue aseador y panadero, vendedor de carros y ayudante de mostrador. Aprendió a conocer la ciudad a bordo de una bicicleta llevando paquetes de oficina en oficina. No tenía título de bachiller ni tiempo para estudiar, entonces decidió aprender un oficio lucrativo y se convirtió en vendedor de repuestos. Corría el año 1975, el salario mínimo fluctuaba los Feminizando la Comunicación

360 pesos y él ganaba mucho más. Compró su primera cámara y aunque las artes de la física y la imagen eran todavía un misterio, nunca se sintió intimidado ni derrotado. Fotografiaba primeras comuniones, misas, bautizos y los partidos de fútbol de sus amigos. Como en la infancia, intercambiaba imágenes por paseos a Cartago, Sevilla y Caicedonia. Su primera publicación gráfica fue en el Diario Occidente... Y cuando tenía dinero para revelar mandaba sus fotos al diario El País donde las publicaba ocasionalmente Eduardo Figueroa Junior, el editor. Un día Aymer cubrió un accidente en el barrio Cristóbal Colón y al siguiente día doce de sus fotos aparecieron en las páginas del diario. La suerte estaba echada y él comenzaría así su recorrido como reportero gráfico de El País, primero como colaborador, recibiendo tres pesos por cada publicación, después como fotógrafo de planta. Hace doce años es empleado oficial del periódico. Ha fotografiado la guerra, la tragedia y la alegría. Desde el reinado del barrio hasta Miss Universo, del terremoto de Popayán a la tragedia de Armero, del proceso de paz en el Caguán a aquellos retratos que reflejan la condición humana. Como buen autodidacta este magister de la universidad de la vida actualiza su saber con amor y disciplina. Fue uno de los primeros reporteros que usó cámara digital en El País, estudió expresión y composición fotográfica con Carlos Avendaño, hizo cursos internacionales y sigue siendo un aficionado a la fotografía que no sólo retrata para medios oficiales, sino que busca independencia tomando la esencia de la vida, sin dejar escapar la belleza que se esconde detrás de las máscaras y la violencia. Hoy dicta seminarios y talleres en universidades, es protagonista del documental Memorias Cruzadas y continúa comprando revistas, enciclopedias y cuanto material le permita

23


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

perfeccionar su arte. Así fue como Aymer Álvarez se convirtió en un reportero gráfico reconocido nacional e internacionalmente, premiado y publicado gracias a su pasión por la imagen, a la mística y sencillez de sus encuadres que reflejan instantáneas del pasado y sensaciones de un presente guardado en su memoria como un arco iris de múltiples tonalidades.

24

Feminizando la Comunicación


Fechas para tener en cuenta 4 de Febrero Día mundial de lucha contra el cáncer 21 de Febrero Día internacional del idioma materno 8 de Marzo Día internacional de los derechos de las Mujeres 21 de Marzo Día internacional de la eliminación de la discriminación racial 22 de Marzo Día mundial del agua 7 de Abril Día mundial de la salud 22 de Abril Día de la tierra


HACIA UN USO APROPIADO DE LA LENGUA

o)> c i t s í ü g ocio Lin>>>>>>>>>>>>>>

S >>>>>>>>>>>>> o t s e i f i (Man >>>>>>>>>>

dar para no as y n ió c ta n dor ese de la pr ino: Las trabaja > > > > > n me >> bre el fe >>>>>> no ulino so c s a m profesió l idad a r ia, io c r n p e r mente ña: ge a e c p ti á m e m s … siste s de a, tutoría esa. O a que lo la empr no a la person cía, licenciatur e d s e r o y ga trabajad que se posee cia, abo residen n titulació n, secretaría, p direcció

nará el r e t l a e S

orden argo, c l a r i d alu


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

Descubriendo lo social a través de la escritura Esta mujer que enfocó su ejercicio periodístico en una rama muchas veces ignorada por la academia y poco explorada por los medios, cree que es importante ofrecer información para enseñar a las personas el complejo mundo de las finanzas

28

esde niña su madre le infundió una vocación humanista centrada en la solidaridad y la conciencia crítica para sensibilizarse con las complejidades del mundo. Sobre esos asuntos quería escribir y fue precisamente esta inclinación la que le brindó la estrategia para crecer profesionalmente, porque a pesar de su amor por las humanidades y las ciencias sociales su verdadera pasión era imprimir sus pensamientos en papel. A los dieciséis años terminó su bachillerato y se enfrentó a la disyuntiva sobre su futuro profesional. La carrera más indicada para seguir cultivando su pasión era la comunicación, más su espíritu introvertido le hizo dudar de su capacidad de convertirse en una figura pública. Pero echó atrás sus prevenciones y se inscribió en la Escuela de Comunicación Social de la Universidad del Valle donde fue aceptada. La academia con sus argumentos antropológicos y sociales siguió alimentando su fuego humanista, le permitió mirarse más allá de si misma y creer en la posibilidad de aportar en la construcción social Feminizando la Comunicación

a partir de su trabajo. Desde entonces cree que el periodismo la eligió. En 1993 obtuvo su título profesional. El destino dirigió sus pasos hacía Popayán donde trabajó como reportera del periódico El Liberal, cubriendo primero el área judicial y después las noticias deportivas. Ante la escasa oferta de actividades deportivas en la ciudad blanca, canalizó su tiempo escribiendo y creando junto a un grupo de amigos un noticiero económico que se transmitía en el canal local. Esta intención colectiva se desvaneció pronto entre los sueños y la falta de oportunidades y ella decidió regresar a Cali para integrarse al Diario Occidente. Allí cubrió desde judiciales hasta temas de revistas programáticas, hizo reemplazos de colegas ausentes, se midió y probó sin temor los requerimientos del medio durante tres años. Eran tiempos del teclear trepidante de la máquina de escribir sobre la hoja imposibilitada del error, las antiguas formas de producción editorial.


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

A finales de 1998 ingresó como corresponsal al Diario La República. Otra prueba en su proyección periodística, las exigencias sociales del medio empresarial contrastaban con su ideal de mujer descomplicada de blue jeans, los eventos de traje formal y reuniones con empresarios se volvieron rutina. Entonces resignificó estas dinámicas y descubrió cómo transitar por las atmosferas del poder económico sin que perder la esencia personal. Fue así como inició su carrera por los caminos del periodismo económico y desde entonces se desliza entre números, estadísticas y predicciones financieras, términos manejados por los banqueros de Wall Street y la banca mundial, que ella pretende desmitificar a través de su trabajo periodístico: El periodismo económico es un campo muy interesante porque estimula a la ciudadanía a valorar la economía, un aspecto que hace parte de la vida... en la tienda, la casa, la panadería, si fuéramos más conscientes del manejo de los recursos, si aprendiéramos a invertir, la vida podría ser diferente. Las condiciones del país cada día son peores, hay más pobreza y menos oportunidades de educación, por eso se siente la necesidad de generar un cambio cultural desde los medios, proyectar futuros que permitan sobrepasar el dinero fácil o actuar por fuera de la ley. Es importante que la gente conozca qué opciones son las mejores para que sepan en qué invertir o hacer empresa. Proponer otro manejo de la información, no replicar las pautas impuestas por los medios masivos y la publicidad, rescatar la prensa en lo cotidiano, donde todos y todas son noticia, son sus perspectivas al momento de abordar un reportaje o nota periodística para enfatizar en las fuentes reales, en la economía de la calle, en el rebusque, en esa economía inestable que los términos técnicos definen como informal… En esos espacios que casi nadie visibiliza también se está creando, transformando y contribuyendo a la economía del país. El recurso consiste Feminizando la Comunicación

en contar la vida de personas que son ejemplo para otras, la historia de alguien que luchó hasta volverse empresario exitoso, de mujeres empresarias o anónimas que han logrado sobrepasar espejos y barreras. Es enfática al exponer la incidencia de las directivas sobre la información difundida con base en el efecto mediático de que al público hay que darle lo que quiere leer. Éste propósito industrial de la disciplina está claro para Francia Elena, pero también siente que el periodismo debe apostar por generar conciencia ciudadana, difundir los principios de la no violencia, develar las complejidades de género, las problemáticas de la juventud y trabajar en la resolución de conflictos. Esto se logra aplicando un periodismo que se realimenta en las capacitaciones y los seminarios, entablando debates que permiten salirse del círculo tradicional para construir procesos diferentes. En su trayectoria la prensa escrita se le ha revelado como un medio íntimo, reservado, diferente a la radio y la televisión, donde se debe tener agilidad, capacidad para improvisar y cumplir con ciertos requerimientos estéticos. Cree que la tecnología en la actualidad ofrece nuevas posibilidades de comunicación, un fenómeno positivo que implica sin importar el presupuesto del medio, hacer un trabajo a conciencia para contribuir a la solución del conflicto social y político que vive el país, transmitiendo la información con responsabilidad. Esa mirada crítica y honesta sobre las dinámicas de los medios le ha permitido cuestionarse sobre los procesos de vinculación a los mismos Es difícil darse cuenta que hay vacantes para comunicadoras sociales y el principal requisito es que prácticamente sean modelos. En este caso las mujeres viven otro tipo de discriminación laboral. Cuando las presentadoras pasan de los treinta son excluidas del medio. Entonces la

29


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

pregunta latente es dónde queda la experiencia, saberes y capacidades de quienes no encajan en esos patrones. Francia Elena Chagüendo, una mujer que siente latir la pasión por la escritura con el mismo ímpetu de sus dieciséis años, que atravesó diversas áreas del periodismo hasta encontrar su especialización en la economía, que observa con criterio y honestidad el futuro de los medios, que cree férreamente en la ética y componente humano de su disciplina, alberga el sueño de publicar un libro mientras lee alguna novela o camina la ciudad nocturna en busca de inspiración.

30

Feminizando la Comunicación


Fechas para tener en cuenta 30 de Abril 1 de Mayo Día internacional del trabajo 3 de Mayo Día del niño y la niña

Día mundial de la libertad de prensa

2do domingo de Mayo Día de las madres 21 de Mayo Día nacional de la afrocolombianidad 28 de Mayo

Día internacional de acción por la salud de las mujeres

4 de Junio 5 de Junio

Día internacional de los niños y niñas víctimas inocentes de la agresión

Día mundial del medio ambiente


HACIA UN USO APROPIADO DE LA LENGUA

) o c i t s í ü g > ocio Lin>>>>>>>>>>>>>>

S >>>>>>>>>>>>> s. o t s e i f i n (Ma >>>>>>>>>>>>> es abstracto

gacía,

r titulación, licenciatura, abo b m o n e a,

>>>> >>>>>>

Ustuotoríad, dirección, jujedfaictuartura…… ,

Asesoría


Un Cronista Urbano


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

Relato de un periodista que expresa sus ideas a pesar de... De director de un periódico hecho con hojas de cuaderno a director de producción de Telepacífico. Para este hombre la cotidianidad siempre significó la posibilidad de narrar historias. Son varias décadas de trabajo en las que ha transitado de las salas de redacción a la calle explorando realidades que construyen la memoria colectiva de una región. 34

abio nació una noche lluviosa y una partera fue la encargada de traerlo al mundo en una hacienda de El Cabuyal, corregimiento de Candelaria Valle. En medio de este paisaje verde azulado impregnado de cañaduzales, aprendió a leer y escribir, enamorándose de las palabras mientras sus pasos recorrían los campos y sus ojos se deleitaban con las revistas de aventuras que cada semana sus padres traían de Cali. El Santo, Kaliman y las historias de vaqueros de Marcela Fuentes hicieron parte del repertorio que sumergió al niño en el universo de las letras. En la época del colegio, siendo aún adolescente, la pasión por escribir, contar y opinar, lo llevó a crear su propio periódico realizado con las hojas del centro de los cuadernos grapados, que daban la posibilidad de escribir por cuatro lados. Allí el joven imprimía sus pensamientos respecto a la guerra de Vietnam, sus reflexiones sobre las inundaciones del pueblo, sus inconformidades con los profesores, los resultados de los Feminizando la Comunicación

torneos de fútbol y voleibol del colegio, siempre escribiendo a mano y fotocopiando después, imprimiendo de cincuenta a cien ejemplares... Aún hoy se pregunta cómo hacían los lectores para entender sus garabatos. Durante un tiempo fue productor en solitario, pero un día se asoció con Jairo Pulgarín para sacar un periódico que se llamó La Pulga. Un ejemplar que resultó picante porque trataba temas vedados, denunciando aspectos de la realidad municipal que no debían ser develados. Sus familias prohibieron a los jóvenes continuar con el proyecto y así acabó su faceta como productor editorial. Pero el camino estaba trazado y el terreno informativo abonado. Fabio tenía claro que sería periodista y continuaría informando, expresando sus ideas a pesar de... Y expresando sus ideas se convirtió en corresponsal de la Radio Nederland de Holanda. Un día escuchó una noticia en la que Colombia era retratada desde el punto de vista de las prenociones de violencia y narcotráfico. Al joven apasionado


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

por la palabra y amante de su país no le gustó. Escribió a la emisora expresando su disgusto y para su sorpresa lo nombraron corresponsal. En 1985 se graduó como comunicador social y periodista de La Universidad del Valle, pero no estuvo presente en la ceremonia porque se encontraba cubriendo la tragedia del desbordamiento del Río Otún en Pereira. En esa época se desempeñaba como reportero del diario El Pueblo, donde había empezado trabajando como armador de noticias y crítico de cine, hasta que alguien requirió un cronista y él ingresó al equipo periodístico contando pequeñas historias, develando conflictos individuales que afectan a la ciudadanía. Su primera crónica, sobre la huelga de los trabajadores de Cementos del Valle, la enfocó en aquellos procesos de construcción incompletos. Techos a medio terminar, viviendas sin habitar, personas de barrios populares endeudadas por construir, hacían parte de esa cadena invisible de afectados por la huelga. Su estilo y perspectiva gustaron de inmediato y él retomó su camino como escritor de noticias, esta vez ligado a un medio. Ingresó al diario El País como director del área de comerciales y pasó a ser parte del equipo que constituyó el área Metropolitana, proponiendo un periodismo testimonial que sigue el recorrido de una noticia cualquiera: un accidente o la tala de un árbol, indagando causas y efectos para trazar el mapa que permite entender dónde se origina el hecho y qué consecuencias desencadena. Se trata de viajar desde un punto de la realidad, girando alrededor de él, hacía atrás y hacía adelante, para explicar el contexto y brindar una información completa, no desde la denuncia sino desde las circunstancias. Desde los hechos reales. Desde las decisiones que debe tomar una familia de clase obrera para pagar un recibo de energía Feminizando la Comunicación

costosísimo, relatando sus esfuerzos y sacrificios para cumplir mes a mes con la municipalidad. De esta forma se da voz y participación a la ciudadanía, principal objetivo del área Metropolitana. En El País realizó trabajos periodísticos con los que ganó un Premio Simón Bolívar por la investigación de los manejos de Colpuertos y dos Premios Bonilla Aragón, por la campaña de los apartamentos de ciudad perdida en Cañaverales, que el Instituto de Crédito territorial entregó sin puertas ni ventanas a los compradores, y por la denuncia sobre la falta de transporte en la ciudadela industrial Acopi de Yumbo, que revelaba los problemas cotidianos de los trabajadores que debían caminar desde Sameco bajo sol y agua, entre el sofoco y el barro, en un trayecto donde muchas mujeres desaparecieron. Siempre denunciando, siempre informando, expresando sus ideas a pesar de... Ingresó al Diario Occidente durante una época de transiciones. A su llegada fueron cambiadas las máquinas de escribir por computadoras, pasando del periodismo mecanografiado al periodismo digital. Al principio el tiraje se retrasaba, los reporteros se demoraban escribiendo, el diseño resultaba complicado y el diario salía casi a última hora. Pero con el paso del tiempo, la asimilación y aceptación de las nuevas tecnologías de información, nadie quiso volver a las antiguas máquinas, olvidándolas para siempre. Este cambio en las formas de producción facilitó la realización de nuevos productos editoriales y durante la persecución de los cárteles a la mafia caleña, Occidente hizo cuadernillos semanales que seguían paso a paso y a partir de crónicas las investigaciones, persecuciones y allanamientos a los capos, narrando informaciones obtenidas de primera mano y construidas a

35


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

partir de detalles a veces imperceptibles, como la ficha de ajedrez de Gilberto Rodríguez tirada en el suelo, que sirvió para descubrir una caleta.

El Diario Occidente fue el primer periódico de circulación gratuita del país y Fabio vivió esta transición que significó un reto importante para la producción informativa editorial porque se trataba de cambiar las dinámicas del mercado, deconstruyendo paradigmas y adoptando un nuevo modelo de circulación ante la necesidad de comunicar en una urbe como Cali, donde muchas personas deben decidir entre alimentarse o informarse. Un modelo que se ha replicado en otros periódicos locales y nacionales.

36

Actualmente es director de producción de Telepacífico y escribe la columna Ventana publicada en Occidente. Este hombre que ha transitado del periodismo escrito a la televisión, pasando por la radio y la institucionalidad, recorre la ciudad en transporte público porque su principal fuente es la calle y entre más cerca se encuentra de la gente las historias fluyen. Son los ciudadanos y las ciudadanas quienes plantean muchos de los temas de su columna mientras él juega su rol como mediador y canal de denuncia, caja de resonancia de representaciones urbanas. Un ejemplo de esta intención es la apuesta personal y solidaria para aportar a la construcción de memoria colectiva y hacer resistencia al olvido de la sociedad colombiana, enumerando en su columna los días que los soldados de Patascoy estuvieron secuestrados. Día a día un numerito consecutivo recordaba su cautiverio: 1, 2, 3... 3000 días transcurrieron hasta que el primer soldado fue liberado. Fabio ha trabajado muchas veces y en diversos medios con mujeres que le han enseñado secretos comunicativos, Feminizando la Comunicación

mostrándole una perspectiva tal vez más detallista, tal vez más minuciosa de la información. Para él no existen diferencias de género, sólo el compromiso por informar, los deseos de llegar hasta el final de la realidad sin importar la adversidad, los pactos entre dos profesionales que se juegan la vida por narrar la cotidianidad, expresando sus ideas a pesar de...


Fechas para tener en cuenta 3er domingo de Junio Día del padre 20 de Junio Día mundial del refugiado

25 de Junio Día mundial de la diversidad sexual 26 de Junio Día internacional en apoyo a las víctimas de tortura 11 de Julio Día mundial de la población 3er miércoles de Julio Día de la secretaria


HACIA UN USO APROPIADO DE LA LENGUA

o)> c i t s í ü g ocio Lin>>>>>>>>>>>>>>

S >>>>>>>>>>>>> de los o t s e i f i (Man >>>>>>>>>> rsonales

mas pe ombres. bio: Es r o f s a l ronn. Propuesta de cam Uso de y uso de p atenció verbosusuario preste márs más atención. >>

>>>>> >>>>>>

e el io presta sario qu necesar Es nece


Una Voz, un Estilo Periodístico

JUDY LIZALDA


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

JUDY LIZALDA Una vida a través de la radio. De director de un periódico hecho con hojas de cuaderno a director de producción de Telepacífico. Para este hombre la cotidianidad siempre significó la posibilidad de narrar historias. Son varias décadas de trabajo en las que ha transitado de las salas de redacción a la calle explorando realidades que construyen la memoria colectiva de una región. 40

udy fue la primera mujer que se dedicó al periodismo deportivo en Colombia. Cuando entró a la radio no se imaginó que terminaría seducida por la locución, pero realizando labores de secretaria, chequeando fuentes y buscando noticias para el noticiero Periscopio Mundial, de Radio Bolívar Sonora Limitada, decidió narrar ella misma las noticias y llegar a la gente a través del aparato radiodifusor, porque todo el mundo tiene un transistor, un radio que puede llevar consigo de la sala a la cocina, de la alcoba al baño, y escucharla en el carro o en el trabajo sin necesidad de interrumpir las labores cotidianas.

mujer no tenía mucha participación mediática. El periodismo deportivo le dio las mayores satisfacciones de su carrera. Allí reconfiguró las formas del hacer y el narrar serpenteando entre la sagacidad y la intuición, entre la sutileza y la pasión. Ha estado presente cubriendo la Copa Libertadores de América en Brasil, Argentina, Ecuador y Perú, y los Juegos Centroamericanos y del Caribe en Medellín. Pero en su recorrido periodístico necesitaba explorar otros espacios, conocer otras dinámicas informativas y entonces se dedicó a la realización de reportajes radiales y a la lectura de noticias en medios como Colmundo Radio, RCN Radio y Todelar.

Al empezar su recorrido por el mundo del periodismo radial necesitó presentar el examen requerido para conseguir la licencia de locución, que en aquella época se presentaba en Bogotá. Lo ganó y comenzó a presentar las noticias deportivas de Caracol Radio, conociendo las dinámicas de un espacio totalmente masculino, en un momento histórico en el que la

Los momentos más duros de su carrera los vivió cuando trabajaba en las noticias de Radio Calidad. El contacto cotidiano con los conflictos de miles de personas era algo que ella nunca había experimentado. Enfrentarse a la necesidad de los otros y las otras, a la pobreza, la violencia y la exclusión, sin tener más herramientas que su voz, en la intención de menguar

Feminizando la Comunicación


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

un poco el conflicto, fue doloroso para esta mujer que hasta ese momento no había explorado el camino del periodismo popular. Dos mundos equidistantes se unían ahora en su ejercicio comunicativo, mostrándole la otra cara de este oficio: su labor social.

de su casa con la convicción de encontrar siempre algo nuevo que contar, una noticia por leer y comentar en Cartas Sobre la Mesa de Radio Calima - Todelar, o un tema por analizar en Ante Meridiano.

Actualmente esta mujer que construyó su carrera en el espacio radial, donde su voz la convirtió en ícono periodístico de la ciudad, incursiona en el mundo de la televisión presentando el magazine Ante Meridiano del canal 14 TV, aprendiendo a manejar los códigos de tiempo y espacio de un medio nuevo para ella, que cree que la noticia debe ser responsable y respetuosa desde los contenidos informativos hasta la técnica del periodista. Esta mujer que empezó su carrera cuando las palabras eran escogidas, el Ministerio de Comunicaciones monitoreaba las emisoras y los locutores y locutoras se cuidaban de irrespetar tanto a las fuentes como a la audiencia, considera que hoy día se ha perdido gran parte de la esencia cultural de los medios, asistiendo a la vulgarización y la confusión entre recreación e impertinencia. Piensa que es importante que las nuevas generaciones de periodistas se capaciten, aprendan y adquieran capital cultural antes de sentarse frente al micrófono o la cámara. No es suficiente con una bonita voz, con una figura esbelta. Para ejercer el periodismo es primordial el nivel cultural y el conocimiento del entorno. Judy cree que estos valores se están desdibujando y aunque intenta acomodarse a los cambios que trae el medio, le es difícil aceptar las dinámicas irrespetuosas y facilistas guiadas por la chiva, por los niveles de sintonía y el rating. Sin embargo la pasión y su amor por la información le permiten mantenerse firme en su decisión. Por eso se levanta todos los días a las cuatro de la mañana y sale Feminizando la Comunicación

41


HACIA UN USO APROPIADO DE LA LENGUA

) o c i t s í ü in>g>>>>>>>>>>>>>> L o i c o > sto S >>>>>>

e >>>>>>>>>>>>> ras. i f i n a M ( >>>>>>>>>>> e las bar

ble omenda oco rec de recursos p la u m e fór >>>>> a dispon . Es una sadez riodista y nuestra lengu ara evitar la pe a e p la l/ e P le a rir r . r ib a n u g p c ió pres de re preso poco le es de ex barras, se pue o de modo ante es d Libro im a lt u id s s e e r el texto ra nuestras nec ntos como las lino es utilizad , tanto porque pa mie scu dos cuados esdobla uen que el ma plo: "los afecta e más ad ran tanto los d iq m if je r ". E n la n. ec ció e que gen explicativas qu a interpretació una indemniza s otr n e á í n s ir a io ib o ic c s d e n s, r apo , impidie hombre genérico ujeres como m

Uso d


La mujer detr谩s del micr贸fono deportivo.

CLEMENCIA FRANCO


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

CLEMENCIA FRANCO La historia de Una Pionera del Sanfernandino Tal vez pocos y pocas se han preguntado quién está detrás de la voz femenina que anuncia pautas publicitarias en la narración del partido del domingo y en las emisiones diarias de El Corrillo de Mao. Tal vez lleven años escuchándola desprevenidamente mientras el balón rueda y el héroe futbolero muestra su destreza como delantero izquierdo. Esta voz pertenece a Clemencia Franco, una locutora de treinta y ocho años y carácter apasionado que muestra dos facetas de la radio: la participación de las mujeres en un escenario masculino y las dinámicas comerciales que mueven la industria massmediática. 44

orrían los últimos meses de la década del ochenta. Clemencia tenía dieciséis años y un pálpito que la estremecía: el teatro y la danza, el ritmo de la vida manifestado en el arte. Su familia le exigía que se definiera por una profesión seria y ella, para no pelear decidió pactar. Estudió derecho en las mañanas con el aval y apoyo económico de su padre y arte dramático en las tardes, autogestionando el dinero de la matrícula con su trabajo como artista. Un día participó en el casting de una radionovela de Caracol y pasó, descubriendo así la potencia de su voz. El ruidoso entorno del arte no representaba sus intereses personales. Pronto abandonó el teatro para enfocarse en las leyes y trabajar como profesora en un instituto de locución, oficio al que rápidamente le tomó cariño, sin saber que ejecutándolo, el destino movería los hilos que la llevarían a la radio. Un día llevó a sus estudiantes a un casting para Feminizando la Comunicación

leer noticias y sin proponérselo resultó elegida. Paso así de espectadora a protagonista y a partir de ese momento comenzó a alimentar su pasión por el medio. Un día fue convocada para trabajar con el Doctor Mao, reconocido comentarista deportivo, que estaba interesado en introducir en su programa una voz femenina que leyera los comerciales durante la transmisión de los partidos de fútbol en el Estadio Pascual Guerrero. Emocionada y nerviosa Clemencia aceptó el reto de ser la primera mujer que desafiaba los pactos patriarcales que yacen invisibles en el universo de la radio deportiva. Transmitió desde una cabina cuyos códigos de emisión están elaborados por y para hombres, pasó la prueba y desde hace diez años es la única mujer que conforma la mesa de trabajo de El Corrillo de Mao, uno de los programas más escuchados de la región. En El Corrillo de Mao se encontró con una atmósfera donde


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

los locutores reconocían entre ellos su conocimiento en el tema deportivo y excluían las opiniones de una mujer debido a que sus imaginarios culturales no la admitían como criterio de autoridad. Tuvo que confrontar el tono aparentemente intrascendente de chistes y comentarios sexistas imponiendo su estilo periodístico con obstinada fortaleza y coraje. Sólo así logró obtener un lugar de respeto en la mesa de trabajo y en el ámbito radial. Esta experiencia le ha otorgado claridad sobre los roles de género que se manifiestan en el periodismo deportivo. Ella sabe que los hombres son implacables y salvaguardan con autoritarismo su lugar, por eso las mujeres que comienzan a incursionar en el medio deben estar preparadas académicamente y tener claras sus pretensiones laborales para no permitir ningún tipo de vulneración… Nosotras tenemos una gran habilidad con la palabra, hablamos bonito y preparamos nuestro léxico...los hombres hablan y hablan... Ojalá llegaran a la radio deportiva muchas mujeres como Liliana Salazar o Andrea Guerrero, muchachas hablando de fútbol, un deporte como cualquier otro que ha sido manejado por los hombres pero que muchas mujeres disfrutan, y como tal, tienen puntos de vista importantes sobre su desarrollo. Clemencia ha explorado diferentes escenarios comunicativos transitando de la radio a la televisión. Participó en el programa Sexo al desnudo y fue reportera de Mirando al mundo con ojos de mujer del canal Telepacífico, pero siente que su camino está trazado por el periodismo radial y su permanencia en el dial representa la paulatina incursión de las mujeres en el ámbito deportivo. Si alguien le pregunta cuál es su profesión, ella responde con soltura que es locutora, docente, periodista, voz comercial, pero sobretodo vendedora. Más allá del set y la cabina de locución Feminizando la Comunicación

esta multifacética periodista recorre las calles de Cali vendiendo pautas publicitarias. Una labor marcada por las dinámicas de la industria massmediática que origina debates y reflexiones debido a la parcialización de la información que desencadena el hecho de depender de instituciones alejadas de la producción comunicativa, poniendo en juego la ética periodística y la calidad de la información. A Clemencia le inquieta que su opinión pueda ser vetada por los patrocinadores, piensa que la radio ha perdido su norte en medio de la comercialización, volviéndose un escenario de mercaderes en el que aquel que posee dinero o tiene pautas para pagar un espacio puede ingresar a jugar su rol... No importa si argumenta mal y no tiene buena dicción, si no sabe investigar. Puede ser vendedor por encima de comunicador y perfectamente tiene un lugar en la radio y la televisión. Por eso es primordial un cambio de paradigma del trabajo periodístico. Es importante que periodistas y locutores adquieran conciencia de la responsabilidad que hay detrás del micrófono y se capaciten para resignificar las actuales dinámicas informativas, que los institutos y universidades se enfoquen en las competencias, permitiendo que los y las estudiantes se especialicen y profundicen sus conocimientos en la modalidad que más les apasione: narrador deportivo, lector de noticias o voz comercial. La voz es la especialidad de Clemencia Franco. El camino que escogió para transitar por el mundo del periodismo deportivo y construir historias, mientras explora esa caja mágica llamada radio y sueña con volver al mundo del arte a través de doblajes de películas.

45


HACIA UN USO APROPIADO DE LA LENGUA

o)> c i t s í ü g > n i L >>>>>> > o > i > c > > So>>>>>>>>>>>>>>> o t s e i f i n >> (Ma >>>>>> @. >

>> >>>>>> >>>>>>

ero scrito p a l nguaje e ralidad. e le l e d n e El usona el problema nificación en la o

ne sig solucio tico. @ es no tie ll ís a ü c g s n li la n signo iñ@s caminan No es u n al: L@s o no el r


Confesionario AL AIRE

MANUEL PANESSO


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

MANUEL PANESSO Una carrera forjada entre la esperanza y la ironía A través de la risa él encontró la forma de expresar sus opiniones políticas en un país donde hablar del tema puede ser tan peligroso como cruzar un río en la noche... Un hombre que le apuesta a la independencia y a la libertad de expresión desde la mímesis radial.

48

on las siete de la mañana en Cali. Bicicletas, motos y automóviles atiborran las autopistas de la ciudad, hombres y mujeres ocupan los pasillos del transporte público y se mueven con pasos rápidos entre el barullo de las calles que marcan los caminos cotidianos. De sus cuerpos prenden auriculares que traen voces de la radio, vieja cómplice de tránsitos urbanos, de gente en soledad que se reconoce en las historias, puntos de vista y últimos aconteceres políticos. Mientras la ciudad despierta Manuel Panesso ya está al aire. Con humor afilado y perspicaz, este comunicador aprovecha su mimetismo desde la mordacidad, con independencia y deleite, para generar en sus receptores conciencia social, cultura ciudadana y opinión pública, encarnando al Monarca Reuribe, Carlos Godolguin, Angelino Gozón, el Chavelín Colorado y Gustavo Petrodólares, caricaturas del universo político actual. Manuel nació en Roldanillo hace treinta años y empezó a Feminizando la Comunicación

cultivar su talento humorístico cuando cursaba el bachillerato, imitando a sus profesores, ganando su cariño y de paso las materias. En 1997 llegó a Cali para estudiar comunicación social en la Universidad Santiago de Cali. Recorría las calles en busca de oportunidades pero la ciudad se le presentaba ruidosa, hostil y superficial, una puerta se abría y otra se cerraba, nadie ofrecía un salario justo. Entre las clases y los ensayos en el laboratorio de sonido se apasionó con la radio y descubrió que su hobby juvenil es una prolongación de una rama del periodismo que utiliza el sarcasmo. Desde entonces no ha parado de crear. Sus primeras imitaciones se escucharon en emisoras municipales como Radio Robledo de Cartago, Antena 2 de Zarzal y RCN de Tulúa, trabajos temporales que no excedían los tres meses y no permitían la continuidad de sus interpretaciones. Al terminar su carrera entró a Viva Estéreo donde debutó con una imitación del exagerado y mentiroso Riverita que causó


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

gran impresión en los receptores y le permitió ganar terreno en el medio, estimular su creatividad y cultivar la irreverencia... Y un día se presentó la oportunidad de ingresar al equipo periodístico de Radio Súper. Allí personifica a La Monja, una figura radial creada por él y Jaime Echeverry Loaiza, que cada mañana resuena en la ciudad con sus confesiones, madurando con el tiempo hasta convertirse en símbolo del humor político local. Esta monja, querida e imprudente como muchas abuelas colombianas, no tiene confesionario sino confechat, un lugar ficcionado donde los políticos depositan secretos que ella revela con soltura e ironía, parodiando a quienes se burlan de los derechos de la ciudadanía. Sabe que La Monja puede hablar con independencia y deleite y que su lugar en el dial exige responsabilidad y veracidad, pues a través del micrófono se genera conciencia política, cultura ciudadana y opinión. Por eso todas las noches escribe los libretos y crea los personajes con información extraída de fuentes tanto mediáticas como políticas, que alimentan el discurso de La Monja de manera objetiva. Su compromiso con el humor político le ha enseñado a mantenerse al margen de la vida privada de los personajes y no hablar de identidades de género ni etnias. Él no crítica las prácticas privadas de la ciudadanía porque considera que cada persona tiene libertad para actuar como desee, mientras ese accionar no afecte a los otros o las otras habitantes de la urbe. Así, a través de su amor por la radio, entre confesiones y risas arrancadas a la desesperanza, Manuel se reconcilió con Cali, encontrando en su camino la ruta que lo llevó a ejercer un periodismo humorístico que le permite opinar sin censura, agradeciendo la posibilidad de realizar un trabajo que lo acerca a la gente y amplía su creatividad desde la incursión de nuevos lenguajes y estéticas comunicativas. Ahora explora los medios audiovisuales Feminizando la Comunicación

llevando sus parodias hasta la televisión y utilizando el mismo gen que moviliza su accionar periodístico en la radio: la risa, como remedio infalible… Je…Je ! … Actualmente realiza Democracy, un magazín de humor político trasmitido por Telepacífico, donde él escribe, dirige y personifica los libretos. Crear escenarios comunicativos donde las nuevas generaciones de periodistas de la región puedan explorar por los caminos de la información y construir carreras basadas en la veracidad y la buena calidad, sin necesidad de mirar a Bogotá como única posibilidad de evolución profesional, es la propuesta de este comunicador que creó su propia empresa de televisión y trabaja con muchachas y muchachos recién egresados que le recuerdan su deambular juvenil por la autopista de un mercado laboral cada vez más difuso.

49


HACIA UN USO APROPIADO DE LA LENGUA

o)> c i t s í ü g n i >>>>>>>>>>>>>> L o i c o > sto S >>>>>>

> e (Ma>>n>>>i>f>i>>>>>>>>>>d>>e>l>>d>>eterminante.

del ecesitan neros n nte, é g e ir s u o q b on ad ra am c a p e >>>> r n r u ió c inac titular, mo o sola term l referente, co joven, avalista, a n u e d e , luir sin l sexo d igue inc tantivos torgante ncurso Los sus a diferenciar e , declarante, o rtículo se cons tar al co a ar te p l p n e o ie n lo ir c á u it e r c r d om pa artí bres: Po te, com posible solicitan s… Cuando es como a los hom riencia. e ore res con exp progenit nto a las muje sionales fe ta o s r a p m s le lo prob

n Omisió


Una Historia Popular

ÁLVARO MIGUEL MINA


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

ÁLVARO MIGUEL MINA Un hombre que invita a la acción ciudadana a través de palabras. Su discurso no alberga eufemismos ni intelectualidades. Él narra las historias de las clases menos favorecidas con un lenguaje sencillo que llega directo al corazón de la masa popular.

52

lvaro descubrió su vocación periodística cuando aún estudiaba en el colegio José Hilario López de Puerto Tejada, donde se ofrecía para ser el presentador de eventos públicos, izadas de banderas, fiestas y despedidas. Inspirado por el estilo de locutores como Américo Rivera y Aristizábal Gómez, pidió prestada la grabadora de un amigo para registrar con curiosidad su propia voz. Así comenzó a soñar y soñar, hasta que un día su compañero Siri Maturana le contó que tenía un amigo en Radio Súper. Álvaro Miguel viajó a Cali y cuando quiso indagar por un empleo le respondieron “¡chico, aquí no hay chico!”, pero el negro no desfalleció. Una tarde se encontró con Humberto Pava y le dijo que quería ser corresponsal. Desde ese día, sin saber escribir a máquina, empezó como corresponsal de Radio Súper en Puerto Tejada. Poco tiempo después llegó al periódico El Caleño. Su entrada al medio la facilitó una fotografía. Era la imagen de un hombre Feminizando la Comunicación

ahogado en un platón con agua después de sufrir un infarto mientras se afeitaba. Álvaro Miguel se la mostró al entonces director del periódico, Henry Holguín, que al verla le ofreció portada, contraportada y centrales. Pero el negro era inexperto. Aceptó el trabajo sin saber que se trataba de un asunto inmediato. Se fue a Puerto Tejada a realizar la investigación y volvió a los ocho días con la noticia. -Te vas de aquí- le dijo el jefe indignado, sacándolo a empellones de la oficina. Ya en la calle una moto lo interceptó, era un mensajero del periódico en busca de las fotos y la crónica que marcaron el inicio de su vida periodística. El Negro Mina, como es conocido en el medio, ha trabajado para Radio Todelar de Palmira, Radio Luna, Radio Súper, el Grupo Radial Colombiano y Radio Caracol, donde es reportero desde 1986. Su función lo ha llevado a cubrir grandes sucesos de la historia nacional. Y en busca de la noticia se ha enfrentado a peligros, experimentando en carne propia


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

fenómenos como el secuestro mientras cubría una toma del M-19 en Yumbo, ha visto frente a frente desastres naturales como los terremotos de Armenia y Popayán y el deshielo del Nevado del Ruiz, y ha acompañado al profesor Moncayo en su travesía de Pasto a Bogotá. Él ha perfilado un estilo callejero, folclórico y apasionado que le permite disfrutar plenamente de su trabajo y vivir el periodismo como un espacio de placer y aprendizaje más que de reconocimiento, empeñándose en la construcción de un relato universal, compartido por todos y todas, fiel a la realidad. Su espíritu es el motor que le permite comenzar la labor informativa a las dos y media de la mañana, ser padre, esposo, abuelo, jardinero, aficionado a los caballos y hacer parte de numerosos proyectos periodísticos en radio, prensa y televisión nacional e internacional por los cuales ha recibido un Premio de periodismo Simón Bolívar, seis Premios Alfonso Bonilla Aragón y el reconocimiento de La Fundación Para el Nuevo Periodismo que dirige Gabriel García Márquez, que publicó su biografía como homenaje a sus cubrimientos de los Juegos Panamericanos. A pesar de transitar por diversos espacios comunicativos su mayor satisfacción la proporciona la radio, allí se mueve como pez en el agua y puede fugarse de las oficinas, explorar la calle y usar el lenguaje del pueblo. Álvaro Miguel piensa que el periodismo es un oficio que requiere disciplina hay que leer, escribir, investigar y mantenerse informado, premisas que aprendió de Adolfo Pérez Arosemena, quien una vez le regaló la obra de Gabriel García Márquez porque si no leía no podían ser amigos. A partir de allí se acercó a universos literarios desconocidos y amplió su mirada del mundo, analizando un país que hace tiempo se desmembra en medio del conflicto político y Feminizando la Comunicación

social. Para este hombre el periodismo debe mantenerse al margen, no tomar partido por ninguna de las facciones. Su foco de interés es informar, narrar con veracidad la realidad y dejar la resolución del conflicto en manos de quien corresponde. Sin embargo el Negro Mina, hijo de la generación del periodismo empírico, que se capacitó mientras caminaba por los senderos de la información entretejiendo práctica y teoría, siente que la veracidad está vulnerada por un torbellino tecnológico en el que los y las jóvenes no leen ni escriben, dejando todo al servicio de los buscadores electrónicos mientras sus docentes no transmiten pasión. Reconoce el trabajo de mujeres como Yanelda Jaimes, Marta Isabel Camargo, Yolanda Ruíz y Esperanza Rico, voces femeninas que hacen parte de la historia del periodismo, conocen el medio y tienen un manejo responsable de la información. Después de su larga trayectoria por los senderos de la comunicación Álvaro Miguel Mina sigue creyendo en la posibilidad de capturar la esencia de la vida y disfrutar cada instante de su trabajo como si fuera el último. 53


HACIA UN USO APROPIADO DE LA LENGUA

) o c i t s í ü in>g>>>>>>>>>>>>>> L o i c o > sto S >>>>>>

> e (Ma>>n>>>i>f>i>>>>>>>>>>e>l>>D>>e>t>erminante >>>>

Usos d

de una tantivos s u s el s o L renciar ara dife iente, p lo u c rtí ec an del a compar osible s necesit te, solicitante, o sp r e e n o é d g n Cua quiren mbos … a d s a a e omo a r r n a o o p it c ujeres c ación rogen curre m p o in s , r o m la r la m a te o tu sola te, c tanto riencia. sta, ti l referen te, joven, avali sin problemas nales con expe e d o x e s an sio luir te, otorg igue inc los profe ncurso declaran rtículo se cons o c l a r la pta omitir e bres: Podrán o los hom cibirá… mbro re ie m a d a odos: C gar de T lu n e a d a r Emplea por ejemplo C como

n

Omisió

ante. n i m r e t del de

nant determi

es si

nero é g e d a n marc


Tejiendo Ciudad Desde las Redes Hertzianas

BLANCA LILIANA MARTĂ?NEZ


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

BLANCA LILIANA MARTÍNEZ Una mujer que descubrió la radio en sus fantasías infantiles. La radio es un espacio para construir ciudadanía. Por eso Blanca desde muy joven tomó la decisión de dedicarse al periodismo radial que teje redes sociales conectando a los y las habitantes de la urbe a través de la información.

56

Blanca Liliana le picó el bichito de la radio desde que era una niña. En casa de esta bugueña siempre escuchaban programas radiales y ella se divertía imaginando a la gente, las formas, los cuerpos detrás de las voces que llegaban a través del aparato radiodifusor. Al crecer y darse cuenta de la realidad de esos espacios, conocer las cabinas, pequeños cajoncitos de realización y ver que personas comunes y corrientes son las que hablan a través de los micrófonos, su pasión no menguó, simplemente cambió. Compartir con la gente, conocer sus conflictos, tratar de ayudar a solucionarlos, fue su nuevo foco de interés… Y decidió ejercer desde muy joven el periodismo radial. Esta ganadora del Premio Nacional de Periodismo Simón Bolívar junto a Carlos Hernando Forero por su seguimiento periodístico en El Juicio del Siglo, se presentó a la Universidad del Valle y no fue aceptada, pero el sueño de ser periodista Feminizando la Comunicación

no murió por no poder ingresar a la academia. Buscó formas alternativas para explorar el mundo de la información. Estudió con Jaime Echeverri Loaiza y empezó su recorrido profesional autogestionando con sus compañeras de academia una radiorevista llamada Estelares de la Tarde, donde aprendió el ejercicio de producción mediática buscando el dinero a través de la venta de pautas publicitarias para pagar un espacio de media hora semanal en el horario de ocho de la noche en Todelar. Fue allí donde se encontró por primera vez con las dinámicas radiales de comercialización y entendió que para realizar un periodismo comprometido y neutral no debería seguir vendiendo pautas publicitarias. Tendría que hallar una forma de ejercer el periodismo sin necesidad de ser vendedora. En esta coyuntura la llamaron para ingresar al equipo del Noticiero Relámpago haciendo un reemplazo en la sesión de Cultura, después empezó a dirigir el departamento e ingresó a la mesa de trabajo de Súper noticias del Valle y a la Escuela de Comunicación Social de la Universidad Nacional abierta


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

a distancia, con el objetivo de profesionalizar su experiencia. Desde hace nueve años se integró al equipo de noticias de Radio Calidad, donde ejerce un periodismo que traza puentes entre la institucionalidad y la ciudadanía. Diariamente Blanca intenta revelar la verdad oculta tras cada acción ciudadana, individual o colectiva, convirtiéndolas en noticias. Su jornada es larga. Inicia a las seis de la mañana con la primera emisión del noticiero y se extiende durante el día entre recopilaciones de hechos trascendentes, visitas a los entes oficiales, corroboración de fuentes, investigaciones y procesos de escritura, que terminan al caer la noche e iniciar la tercera y última emisión. Su intención es mostrar a los y las caleñas las realidades de su contexto para que tengan la posibilidad de analizar, opinar y reclamar. Sabe que a su público no le interesan las grandes cifras de la bolsa, sino reconocerse en las dinámicas y proyecciones urbanas, entender a quién benefician directamente las obras de valorización, cuánto afectan a la ciudadanía y cómo se va a pagar aquello que llaman desarrollo. Ella, que ha construido su carrera en la radio y que vivió en carne propia la necesidad de vender para producir, está convencida de que las dinámicas del marketing ejercidas por los periodistas hacen mella en la calidad de la información. Cuando a un reportero le toca conseguir pautas y vender para tener sueldo, su trabajo pasa a competir con las estrategias de venta. El tiempo dedicado a descubrir hechos, a investigar actos, a saborear las palabras que dibujan la noticia, debe compartirse ahora con el tiempo dedicado a buscar clientes, a encontrar publicidad. Por eso agradece la posibilidad de hacer un periodismo enfocado únicamente en el ejercicio comunicativo, conectándose con su público a través de Feminizando la Comunicación

puentes informativos que lo acercan a los funcionarios, entes gubernamentales y oficiales, que pueden ayudar a resolver sus problemas. Es así como Blanca Liliana teje redes sociales que convierten su lugar de trabajo en un espacio de debate, discusión y solución de conflictos, ratificando diariamente esa ilusión juvenil de ser periodista radial.

57


HACIA UN USO APROPIADO DE LA LENGUA

o)> c i t s í ü g ocio Lin>>>>>>>>>>>>>>

S >>>>>>>>>>>>> o t s e i f i (Man >>>>>>>>>> on se: > >>>>>> >>>>>>

Se

ndo al recurrie solicite c to s je u a s r al io Estrudce latureferencia dráirseticctaa. Cuando eliau.suParropuesta de

ir nc rif ortar e la lice prescind o de pasiva pe berá ap copia d posible e ja to s d e e fo e fl s s e r e r , c ta a A ve apor fianz pasiva n de la nal, de , deberá imperso ión de la fianza cite la devolució encia.… c oli de la lic la devolu : Cuando se s tocopia fo io b m a c


La Pulsión Intrépida de la Reportería MIGUEL ÁNGEL PALTA GUTIERREZ


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

MIGUEL ÁNGEL PALTA GUTIERREZ La vida de un hombre al servicio de la información Del barrio a la academia, de la academia a los medios, de los medios a la calle… En un país donde la noticia es adrenalina, él ha trazado el camino que lo llevó a ubicarse como uno de los reporteros de orden público más reconocidos en la región. Esta es la historia de un periodista que ha narrado en múltiples oportunidades los procesos sociales, políticos y judiciales del Suroccidente colombiano.

60

iguel Ángel nació en Popayán en el seno de una familia de origen paez de sombrero apretado y sandalias. En aquel momento Cali se presentaba como la urbe ideal para el desarrollo, el imaginario de ciudad cívica y progresista atraía a mucha gente y sus padres no fueron la excepción. Llegaron a la ciudad e hicieron parte de la comunidad que invadió el barrio El Rodeo. Allí creció entre calles polvorientas que poco a poco y mientras él jugaba se vistieron de cemento. Ayudaba en la zapatería de su padre y de vez en cuando se escapaba para relatar los partidos de fútbol del barrio, alimentando desde muy joven una afición por narrar, informar y contar, que se constituiría años después en la esencia de su carrera profesional. Su vinculación a los medios estuvo marcada por la apertura de Telepacífico. A la facultad de comunicación social de La Universidad del Valle llegó una convocatoria de Procívica pidiendo hojas de vida a los estudiantes. Miguel Ángel tardó en Feminizando la Comunicación

llevar la suya y cuando lo hizo ya no había cargos informativos, le ofrecieron un puesto como mensajero de casetes. En el lenguaje técnico: trafico de cartera. No era lo que él quería pero necesitaba conocer de cerca las dinámicas de la televisión regional y sobrevivir. Era la primera vez que se hacía televisión en la región, nacía un medio para experimentar, el camino apenas empezaba, él cursaba sexto semestre y esta experiencia significaba aprendizaje y oportunidad. Aceptó el cargo y poco tiempo después, ante la ausencia de un periodista llamaron a Miguel Ángel para la realización de su nota. Los medios son impredecibles y la noticia no espera, al siguiente mes fue vinculado como reportero. Su primera experiencia en reportería regional la vivió con los recorridos del Comunerito del noticiero 90 Minutos. Transitaba por veredas y pueblos del Suroccidente colombiano visitando comunidades en busca de problemáticas rurales: inconformidades con el manejo de basuras y alcantarillados,


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

ausencia de entidades educativas y puestos de salud, constituían algunas de las realidades develadas durante las visitas de aquel Renault 4. En 1994 empezó la persecución al cartel de Cali y los operativos de captura se intensificaron, los medios configuraban sus agendas alrededor de las noticias relacionadas con esta realidad nacional. La disponibilidad debía ser completa, en cualquier momento se presentaba el hecho, se requería al periodista y sonaba el teléfono, Miguel Ángel estaba dispuesto a realizar este trabajo. Dos o tres de la mañana… Ring, ring, Miguel Ángel tras los policías en busca de los Rodríguez, Pacho Herrera y los demás. Las noches entrecortadas, la adrenalina en aumento, los operativos fallidos, la frustración. Ring, ring… De nuevo el ciclo empieza. Su trabajo fue así hasta que acabaron los operativos. Pero este reportero no pudo descansar. Después vivió el proceso ocho mil, que en el valle fue muy fuerte. Luego los ataques de las Farc, que en el cauca fueron desastrosos. Dos o tres tomas guerrilleras semanales. Volvió el trasnocho, las salidas antes del amanecer, reportajes en medio de las balas y el riesgo latente. En esta dinámica descubrió que el periodismo público está relacionado con leyes y con justicia, retomó procesos académicos enfocados en este tema con la intención de especializar su trabajo. Así fue como empezó su recorrido por el periodismo de orden público, cuyas fuentes son los jueces, la procuraduría, los juzgados, la fiscalía, el CTI y los grupos armados legales e ilegales. Cuando empezó a vislumbrarse la presencia de paramilitares en la región llegaron también las amenazas y con ellas las medidas de protección gubernamental. Chalecos antibalas y escoltas del DAS fueron puestos a disposición de un hombre enseñado a movilizarse en transporte público, que debió cambiar sus rutinas y salir de la ciudad durante tres meses para Feminizando la Comunicación

protegerse mientras se calmaba la situación. Lo más difícil para él ha sido contar las historias de las víctimas de la guerra, viviendo en carne propia el miedo de enfrentarse a los oscuros poderes económicos, políticos y militares, preguntándose ¿Cómo cubrir el conflicto armado? ¿Cómo hablar del desplazamiento? ¿Cómo abordar la violación a los derechos humanos? En un país donde estos temas son vedados, constituyen verdades que no se pueden revelar y el periodista debe callar o buscar alternativas para difundirlas. Algunos de sus compañeros murieron haciéndolo y otros viven en el exilio. A pesar de esto Miguel Ángel no sucumbe, no abandona el compromiso de informar. Continúa alimentándose de las historias de la calle y disfruta explorando la región, dándole rostro y nombre a las víctimas para acercar a la gente a sus historias de vida, generar procesos de identificación e individualizar conflictos colectivos. Para él es necesario sensibilizarse con los temas, abrirse a la gente, familiarizarse con la situación y el contexto, meter la nariz, generar camaradería, ganarse la confianza que permite conocer las partes de un todo que lleva a descubrir los intríngulis ocultos detrás de cada historia. Él piensa que el ejercicio de la reportería asiste actualmente a un estado de estancamiento, anclado en el imaginario del reconocimiento público que en los años noventa ubicó a la carrera de comunicación social en el boom de la moda universitaria. La idea de salir en televisión y figurar es muy llamativa, pero la esencia de la comunicación es antípoda a esta idea. El origen de este problema se encuentra en la brecha que se abre entre la academia y los medios. Por un lado están los y las periodistas jóvenes que prefieren el reconocimiento a la credibilidad. Para figurar no es necesario

61


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

saber sino ser. Ser atractivo o atractiva, joven y alegre. La lectura ha pasado a segundo plano, con la información virtual es suficiente para construir una noticia. Por el otro lado se erigen las figuras representativas del periodismo, grandes gurúes que conocen los entramados del medio y desconocen la necesidad de actualizarse y reconocer las nuevas forma del hacer periodístico, el manejo de las nuevas tecnologías al servicio de la información, que significan más oportunidades en la búsqueda, realización y narración de noticias. Por eso a las convocatorias de capacitación a periodistas siempre asisten los mismo cuatro o cinco.

62

Este hombre está dispuesto a continuar su rutina, inclusive en aquellos días en que el horario se extiende y la adrenalina aumenta. Esos días intensos donde la vida personal se pone al servicio de la información sin pensar en espacio ni tiempo. Durante esos días él puede viajar horas enteras, entrevistar al alcalde o al indígena, al sacerdote o al policía, al militar, al paramilitar o al jefe guerrillero, encontrarse con un desmovilizado o un niño abandonado, el abogado de un narco, el narco en persona, o un personaje urbano cualquiera… Así es la vida de un periodista de orden público. Así es la vida de Miguel Ángel Palta, el niño que narraba los partidos de fútbol del mítico barrio El Rodeo de Cali.

Feminizando la Comunicación


Fechas para tener en cuenta 22 de Julio Día internacional del trabajo doméstico 9 de Agosto

Día internacional de las poblaciones indígenas

12 de Agosto Día internacional de la juventud 28 de Agosto Día de las ancianas y los ancianos 8 de Septiembre

Día mundial de la alfabetización

15 de Septiembre 21 de Septiembre

Día internacional de la democracia Día internacional de la paz


HACIA UN USO APROPIADO DE LA LENGUA

o)> c i t s í ü g ocio Lin >>>>>>>>>>>>>

S >>>>>>>>>>>>>> inados o t s e i f i (Man >>>>>>>>>>>>> ay determ

aso h uenta: c c r n e i e u r q e En cual e se deben ten y na en sí s qu o t la perso unión c a e s p te n s ie e a spond n una r d, se es corre xo. Si e a >>>>

>>>>>>

d ado se sionalid apacida u des, y c ia a un determin nos a su profe tu ti p la por s a , s o c riénd mitándo bella tenen valore fi li r r e e e r la d p , a e o u ñ r s n e b , a e S ún hom a mujer nción d mos a L no en fu cionamos a alg mencionar a un e. No le aposte que señalan su n c l s e a m ca h ra laboral ente se r simila racterísti á un valo a, como usualm tienen otras ca r a tr s o m tí . llas o simpa ombres ctora. E sionalismo. belleza y a los h tica dire fe á s o r p e r p je im s u , la sm doctora nto a la tratamie o m is m - Dar el


De Cómo la Intuición Señaló su Ruta Periodística

PILAR HUNG


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

PILAR HUNG Acompañando el recorrido de una mujer nacida para el periodismo Esta mujer de rasgos asiáticos y sonrisa a flor de piel, entreteje su historia de vida con su trasegar periodístico, narrando anécdotas con la facilidad de quien ha informado en medio de las balas y el lodo, viendo directamente la violencia y el dolor que hacen parte de la realidad nacional.

66

ilar quería ser médica pero el destino cambió su rumbo y desde la primera semana de clase en la Escuela de Comunicación Social de La Universidad del Valle se sintió feliz, plena y satisfecha, por haber seguido su instinto y elegir esta carrera que poco tiempo antes ni siquiera sabía que existía. La fotografía, la escritura, la investigación, se presentaban como espacios de experimentación en los que se perdía, descubriendo cada día nuevos lenguajes de creación y estéticas de realización. En tercer semestre su estrella brilló. Trabajaba como mesera en Mac’Club y un buen día atendió una mesa cuyo cliente buscaba una chica para hacer un reemplazo en Radio Súper. Pilar se asustó porque aún no tenía experiencia en medios y apenas empezaba su carrera. Sin embargo se arriesgó, asistió a la cita y pasó la prueba: realizar una nota acerca de teléfonos dañados en la Plaza de Caicedo. Así comenzó su trabajo periodístico y creció la pasión por la información, ratificando en su práctica su decisión de no ser médica. Feminizando la Comunicación

Empezó su recorrido en el área cultural como la mayoría de sus colegas, cubriendo agendas de eventos, buscando fuentes, zigzagueando el nuevo camino. Radio Súper fue su escuela. Allí realizó su primer programa: El Corcho, un noticiero cargado de humor político en el que aprendió las dinámicas, los entramados y las encrucijadas del medio. Desde el principio convirtió su trabajo en un espacio de aprendizaje y placer, mezclando responsabilidad e imparcialidad a la hora de explorar realidades en busca de noticias. Transitó por Caracol Radio y La Básica, en Cómo Amaneció Cali, donde vivió una de las experiencias más difíciles de su vida, el cubrimiento de la tragedia de Armero. Enfrentarse cara a cara con el desastre, dormir junto a las víctimas en el parque y en albergues, marcó su experiencia personal y profesional de manera determinante. Observar la vulnerabilidad ajena la hizo pensar en su propia vulnerabilidad. Sus primeros pinitos en televisión los hizo en el noticiero


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

Cinevisión transmitido los fines de semana. Era la época del M-19 y ella, apasionada por el riesgo, la aventura y el deseo de informar, empezaba sus labores investigativas desde el miércoles, siempre atenta a los movimientos, tomas e incursiones, caminando un paso delante de sus jefes. Su equipo llegaba antes que el ejército, se movilizaba en avionetas, camionetas o caballos, eran intrépidos, aguerridos y tenían muchas ganas de narrar el conflicto desde diferentes perspectivas, creando puntos de vista diversos y reinventando las formas de comunicar. Entonces los medios empezaron a preguntarse quién era esa periodista que abría todos los fines de semana y Javier Ayala la invitó a hacer parte del equipo del Noticiero Nacional. Era la época de los periodistas con nombres extraños: Esmeralda Ariza, Carmelo Castillo, Max Henríquez y Arritokieta Pimentel, hacían parte de la nómina en la que Pilar Hung encajaba perfectamente, convirtiéndose en la primera corresponsal de provincia en ser enviada especial para el cubrimiento de noticias internacionales en Perú, Venezuela y Ecuador, sin dejar de lado la información respecto a las erupciones del volcán Galeras, ni la corresponsalía en El Tambo, Corinto y Pescador, pueblos alejados de los cascos urbanos y afectados por la violencia del Suroccidente colombiano. En esta etapa tuvo la oportunidad de viajar y conocer otros espacios, desarrollando múltiples facetas en su labor periodística, que la llevaron a vivir los extremos, de la felicidad a la tristeza, forjando un carácter decidido y una sensibilidad que le permite familiarizarse e identificarse con realidades ajenas a la suya. Cuando nació Telepacífico la llamaron para presentar el noticiero Noti5 en la franja semanal. Después decidió experimentar como empresaria, fundó Prensa Visión Limitada y empezó a producir el Magazín Escenario, delimitando Feminizando la Comunicación

contenidos desde su propia perspectiva. Esta faceta le ha permitido autonomía a la hora de proponer temáticas y estéticas narrativas, en las que apuesta por contar las historias y estilos de vida de otras culturas y territorios. De nuevo el viaje se le presenta como un canal de reconocimiento sociocultural y una posibilidad de informar. Esta mujer que también ha transitado por los caminos de la comunicación estatal y organizacional, desempeñándose como consejera de comunicaciones de la Alcaldía de Santiago de Cali durante el gobierno de Mauricio Guzmán y experimentando en carne propia las restricciones operativas del aparato oficial y las frustraciones de ver estancados muchos proyectos debido a la lentitud y la burocracia; dirige actualmente el canal local CaliTV, donde trata de ofrecer una propuesta distinta a la gente, reconstruyendo lo urbano con programas como Generación R. Y en su objetivo por innovar las formas de comunicar, enseñar y aprender en el proceso, decidió explorar los caminos de la docencia, intercalando el trabajo académico con su ejercicio informativo, para estar conectada a las nuevas generaciones de periodistas y actualizarse respecto a las formas de pensamiento y creación ligadas a la tecnología y la Internet. El periodismo es parte intrínseca de su vida, una extraña y afortunada coincidencia que le permitió vivir historias apasionantes, explorar paso a paso y arriesgando, contando relatos e informando, recopilando recuerdos, narraciones y palabras que alimentan su experiencia personal. Por eso sin pensarlo dos veces Pilar volvería a ser periodista… Y entrar a los lugares de donde todos huyen, viviendo la historia cara a cara para después narrarla y ser un canal entre la realidad y las personas que necesitan reconocerse como parte de ella.

67


ic>>o>>) g ó l o p o io Antr >>>>>>>>>>>

So>c>>>>>>>>>>>>>>> o t s e i f i (Man >>>>>>>>>>>>> del 2008

olombia bó en C se apro de violencias libre na vida > tengan u : s >>>>>> re je u o ue las m blico y privad ntizar q ú usca gara en al ámbito p b e u q la Ley

bre

diciem El 4 de

RA 1257. CONT S La Ley A I C N VIOLE S. elas, O N S A L RE os de las madres, las sy alabsu E E J D U Y M LE LAS en los derech as, las vecina

m reconoc s; las pri ra vez se s amigas, las tía os humanos. e m ri p e por as, la erech n En la qu ijas; las herman cidas, como d l. Son u ma socia y psíquica las h le b descono ro p física en un les, gración onstituy ujeres c ignidad, la inte jeres son múltip m s la a d u tr n la m o , s c a s. la s id a a v ia nc a la s contr tas form Las viole tra el derecho violencia de distin con ina. Las se manifiestan o n d e ta m n n a toda fe te a volucra ar la blación genes y in o rí e p o u s q la o s e d ivers jurídica bles de visibiliz r tienen d a ilidades b si o p e responsa arla, de enseñ uerta d Somos n p io s. a c s n io n u c re a sa je y u esp abre de las m erentes revenirla a ley se Con est d desde sus dif caminos para p nta en las vidas a s d se lo ie re c se p strar la so , de mo nómeno mbianas. e violencia cuándo este fe ilidad d olo c y sponsab s re a a n cómo rm u fo mbién rar las cial es ta ado a re-elabo so io b m m a y el ca os un ll lencia. igualdad Hacem s de vio r por la omunicación. ja to a c b a s ra T c ar lo ios de la de inform los med

Tratamiento Periodístico Sobre Las Violencias s Contra Las Mujere


Semblanza de un periodista por convicci贸n

EDUARDO MANZANO


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

EDUARDO MANZANO Cuando el Periodismo es una Fuerza del Espíritu Sus pasos no recorrieron las aulas de ninguna escuela de comunicación, pero él buscó las estrategias para llegar a los medios y construir una carrera basada en la tenacidad y la veracidad.

70

ste caleño siempre quiso desempeñarse como periodista, lo llevaba en la sangre, lo anhelaba desde niño. Intentó vincularse a la universidad pública y no fue admitido, apostó por la universidad privada y el factor económico lo excluyó. Entonces hizo un curso de locución que duró un año y emprendió un periplo por diferentes cadenas y programas de radio: Todelar, Noticiero Popular Voz del Valle, Integración Radial del Valle, Colmundo Radio, Armoni Records. Desde estos espacios adquirió el rigor y los secretos que lo hicieron merecedor de un Premio de Periodismo Social auspiciado por Comfenalco, cuya investigación estaba centrada en las problemáticas sociales del Urabá antioqueño. Reconocimiento que estimuló e impulsó el espíritu casi autodidacta del periodista formado en el fuego de las ondas hertzianas, que con determinación aprovechaba cualquier oportunidad para documentarse con lecturas aplicadas o participar en seminarios. A principios de los noventas hizo su incursión en la televisión, trabajó para el Feminizando la Comunicación

noticiero 90 Minutos durante diez años y siguió estudiando sin tregua con la idea de complementar su profesión, graduándose como Administrador de Empresas de la Universidad Santiago de Cali. Y un día en Dagua, Valle del Cauca, la guerrilla emboscó y masacró a unos militares. Eduardo era el único periodista que estaba allí para cubrir el evento y los grabó minando la carretera. Ante la contraofensiva militar los guerrilleros le entregaron unos civiles que habían sido utilizados como escudo humano. Había tres heridos y un muerto. Él bajó con ellos del monte y el ejército aprovechó la situación para informar a la opinión pública que fue un rescate, lo acusaron de tener contacto directo con los insurgentes y días después su nombre apareció citado en panfletos donde lo declaraban objetivo militar. Su vida corría peligro. Estaba vinculado a la sección de noticias del canal RCN en Cali y debió desplazarse hasta Bogotá mientras se disipaban las amenazas. Durante esa


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

temporada palpó los dientes de la guerra y la vulnerabilidad de una profesión cuya única defensa es la verosimilitud de la información, más claudicar no estaba en su presupuesto, menos ahora que había ganado reconocimiento debido a su voluntad férrea y trabajo constante. Después de aquella tensionante experiencia regresó a Cali y se integró al noticiero CVN y al canal regional Telepacífico, donde obtuvo un premio Alfonso Bonilla Aragón por un informe especial sobre el Cerro de la Bandera en Cali. Se trasladó de nuevo a Bogotá para hacer corresponsalía con el canal Telesur, pero la ausencia de parcialidad y la incompatibilidad con las políticas del medio, cuyo único interés era la oposición al gobierno colombiano, le hicieron confrontarse con su ética y decidió retirarse para volver a Telepacífico como jefe de emisión del noticiero Noti5 los fines de semana. Cuando esta emisión desaparece de la parrilla de programación, él retoma su trabajo como corresponsal integrando el equipo de noticias Caracol desde hace tres años. Desde la ilusión de aquel niño por lograr su sueño, pasando por la perseverancia del hombre, hasta confrontarse con la intimidación, Eduardo ha comprobado de qué material está hecho su espíritu. Su recorrido y la experiencia acumulada durante veinte años por diversos medios, géneros y funciones, ha proporcionado a este veterano comunicador un conocimiento de la disciplina, estructurando su postura ética sobre la necesidad de contrastar la información en beneficio de la neutralidad periodística. En el desarrollo de sus funciones ha tenido enfrentamientos con varios directores y organismos de estado por sostener su ética periodística cuando los datos y documentos no Feminizando la Comunicación

benefician al establecimiento y éstos inciden para que se oculten o alteren. Considera vergonzoso comprometer la independencia y cuestiona las dinámicas de los medios que no ofrecen garantías laborales y condicionan a sus periodistas a trabajar por pauta publicitaria, ya que se pierde objetividad investigativa, en caso de que haya alguna problemática pública con un patrocinador. Se manifiesta muy inquieto con la incursión de modelos y reinas en los medios informativos, no por bonitas, sino por su poca profundización en los temas que exponen y en su incapacidad para improvisar cuando se cae el telepronter debido a la ausencia de investigación y carencia en la argumentación. Por eso cuando es invitado a charlas con estudiantes de comunicación hace precisión sobre la pasión del oficio y la fuerza impetuosa por develar la verdad. Su postura es crítica con las nuevas generaciones de profesionales que tienen como único objetivo ser presentadores, esa actitud banaliza la profesión. Cree que la información es mucho más que una pasión y una oportunidad para llenarse de plata, que el verdadero periodismo está basado en el servicio social y en la disponibilidad para atender los problemas de la comunidad y su posible solución. Eduardo Manzano hace parte de aquel periodismo guerrero de antaño, del que se aleja del escritorio, del que busca la fuente para informar con autenticidad y está atento a la noticia y la problemática para visibilizarla sin que importe hora ni lugar. Ese fuego frenético por informar aún sigue latente. Ese viejo pacto con su propósito de vida se renueva a cada instante. Su trabajo no le sigue el juego a las restricciones, se levanta a las cinco de la mañana y no conoce la hora de llegada. Esa disciplina y profesionalismo lo convierten en un criterio de autoridad en el oficio que forma la opinión pública.

71


) o c i g ó l o > Antrop >>>>>>>>>>

o >>>>>>>>>>>>>> o son i c o S o t anifies >>>>>>>>>>>> mujeres n

(M>>>>>>>>>>>>>

ntra las o c s a que i c munes en , l s o i e l v gares co lo busco. a lu s r n a e u a t L na . Por eso no caig o en que ella se s, celos,

>

ne ar en discusio ción del den evit les pegu y se pue s les gusta que lcohol, drogas, n s te a le b la ta ep re ,a traen y la son inac que a las muje nes o motivos sólo dis control e l e u q s , e io s n c o a e r r a c e te n fi n é é te ti . s g tc s is e ins d ju ad, ujere ia de que uste areja, infidelid a de la violenc n contra las m No bus p e s c u r la a c je e e d la s re ue ión separac tral y olvidan q minados homb en ter c e d to e n u u q p ción domina

Tratamiento Periodístico Sobre Las Violencias es Contra Las Mujer


Relatora de la Localidad

CARMEN ALICIA SARMIENTO


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

CARMEN ALICIA SARMIENTO El recorrido de una mujer que le apuesta al periodismo de localidad. La esencia del periodismo es su labor social. Por eso en su ejercicio periodístico ella apuesta por ser un puente informativo que comunica las necesidades menos visibilizadas en la ciudad, sumergiéndose en los barrios para dimensionar las dinámicas sociales desde la información independiente. 74

esde muy joven Carmen Alicia decidió ser lectora de noticias. Al graduarse del colegio ingresó en la Academia de Comunicación Carrusel, hoy ARTV, mientras trabajaba como secretaria en una agencia de viajes y con el dinero de las liquidaciones pagaba la matricula. Así empezó su recorrido por el mundo del periodismo informativo. Su primera experiencia como lectora de noticias fue en el noticiero Relámpago de Todelar. El director, Samuel Gonzales, la puso a leer al aire desde el primer día y Carmen pasó la prueba. La nueva travesía de la joven periodista consistió en combinar su trabajo de secretaria que le garantizaba la supervivencia, y su pasión por leer noticias con un sueldo simbólico para construir su perfil profesional. Llegaba a las seis al noticiero, a las ocho y media estaba en la agencia, volvía a las doce al noticiero, a las dos salía de nuevo para la agencia y terminaba su jornada en el noticiero de las siete. Así se hizo un nombre en el medio, Feminizando la Comunicación

abandonó la agencia y se dedicó de lleno al periodismo. Corría el año 1991 y la Asamblea Nacional Constituyente elaboraba la nueva constitución del país. Por esa época Carmen Alicia entrevistaba a los miembros de la asamblea, la lectura de noticias no era ya suficiente para esta periodista que deseaba escribir y realizar sus propios reportajes. Fue en Colmundo Radio donde le dieron la oportunidad de combinar la lectura de noticias con la redacción y la reportería. Fue también allí donde vivió la experiencia más difícil en su carrera, la exclusión de género. Ingresó a un programa cuya sala de redacción estaba conformada únicamente por hombres. Sus compañeros, que en un principio la apoyaron para entrar a la emisora, después presentaron sus renuncias como método de presión para que saliera del programa. Pero la gerente se solidarizó con Carmen y aceptó sus renuncias –El que se quiera ir, que se vaya-… Algunos se marcharon, otros se quedaron, y la periodista empezó a cubrir el departamento sin dejar de preguntarse cuáles fueron los móviles de aquella situación. Actualmente


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

hay muchas más redacciones manejadas por mujeres que poco a poco han ganado espacio en los massmedia, sin embargo a ella le preocupa el imaginario de la figura femenina esbelta y juvenil, que se construye y fortalece en los medios audiovisuales desplazando la figura de la periodista intuitiva, aguerrida y analítica. Carmen sabe que detrás de las historias personales hay dinámicas sociales de poder. Ella tiene la posibilidad de develar esas historias enfocando su trabajo en función de la gente del común, de las personas invisibles que no tienen voz, de aquellos que necesitan ser narrados para ser reconocidos socialmente. Por esa razón después de trabajar en Radio Calidad, RCN, Armoni Records y ser Jefe de prensa en la campaña de Kiko Lloreda a la alcaldía, esta mujer decidió apostarle al periodismo independiente ingresando el equipo de CNC, el canal local de Cable Unión, como presentadora de noticias. Allí puede indagar, cuestionar y analizar temas que en otros medios estarían vedados debido a las dinámicas internas del mercado massmediático. Reconoce que hace parte de un medio pequeño, que no le proporciona las mismas remuneraciones económicas ni un público tan amplio como lo tendría en los grandes medios, pero se siente satisfecha cuando informa sobre problemas cotidianos, individuales y colectivos: el cable de energía tirado en medio de una calle por más de un mes, la vendedora ambulante de frutas que debe estar con su hija de tres años todo el día porque no hay cupos disponibles en las instituciones públicas, los huecos de una calle convertidos en pozos que provocan crisis sanitarias. Este tipo de noticias no le interesan a los medios tradicionales, pero ella y su equipo se esfuerzan por trazar puentes comunicativos, desde una mirada detallista y minuciosa, que permitan el mutuo reconocimiento y la construcción de una ciudad incluyente. Feminizando la Comunicación

Enamorada de Cali, de su gente y sus paisajes, ella disfruta caminar contemplando a su paso los entramados simbólicos de este espacio urbano, las relaciones sociales, las diferencias culturales, la arquitectura histórica, con la satisfacción de saber que a través de su palabra puede conservarlos en la memoria colectiva.

75


) o c i g ó l o > > Antrop >>>>>>>>>

o >>>>>>>>>>>>>> omo i c o S o t c anifies >>>>>>>>>>>> género

(M>>>>>>>>>>>>> >

a de i c n en cuya e l o i a social v m le a b l o y de la pr No trate aislado poardq.uHe uesyaundel senstaacsiopnoarliesnmcoima de elolaste cied so lle. R achis unciósnuesctáeimplicadgaratoveddaadladseo las agreelsiohencehsom, la agresióyns,ueelndtoetarno. Incnludyea

solu timas ce la da do mente d. Enfati o narre única ene para las víc centros de ayu ias, los a d li o iv N ti s fr . nc s lo to u o y li n c e e ti n d nció las d e el ecdó datos an , los efectos qu las rutas de ate ncia. Destaque torias, los y le na xto mo punidad el conte ión clave tal co ir en caso de vio ntencias conde c d se gen de im a im a informa s pueden acu endientes, las n frecer u p re las muje esos judiciales rtes para evita o oficial. c o o r s C p spue ta e las lta de re ientos d fa m e ia d c n pronu

Tratamiento Periodístico Sobre Las Violencias es Contra Las Mujer


De Una Ética Periodística

HUGO MARIO PALOMAR


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

HUGO MARIO PALOMAR Diálogo con un hombre que conoce las dinámicas mediáticas desde donde se construye opinión pública.

Este caleño descubrió en la reportería la posibilidad de construir un espacio narrativo que le ha permitido transitar por diferentes medios, informando a cada instante y construyendo una perspectiva periodística basada en la responsabilidad social de comunicar con objetividad y respeto por el público 78

esde muy pequeño Hugo Mario fue un aficionado a los medios de comunicación. Este caleño, criado en el Barrio San Luis, se apasionaba especialmente con las transmisiones deportivas, los partidos de fútbol y sus narraciones. Pero al crecer no le era suficiente con mirar, quería contar, expresar sus opiniones, narrar, y el periódico estudiantil del colegio se presentaba como el espacio ideal para esta actividad.

improvisación, espontaneidad, mayor autonomía y libertad para generar opinión, pasó a la televisión como reportero del noticiero Noti5, corresponsal de 7:30 Caracol, presentador de 90 Minutos y actualmente corresponsal de CM&. En esta nueva faceta ha vivido experiencias como el terremoto del Eje Cafetero, el fallido proceso de paz del gobierno de Pastrana en el Caguán y el siniestro aéreo de American Airlines en el Valle del Cauca.

Al graduarse del bachillerato ya sabía que sería comunicador. Ingresó a La Universidad Autónoma de Occidente y rápidamente empezó a recorrer los espacios comunicativos de la región. Colmundo Radio y Radio Net marcaron el inicio de su profesión. Allí descubrió que su principal interés en el mundo de la comunicación es la reportería. Salir a las calles, recorrer la ciudad en busca de noticias para capturar, le apasiona como ninguna otra actividad ofrecida por el universo massmediático. De la radio, ese lugar apasionante que permite

Su trayectoria le ha permitido descubrir y analizar de cerca las dinámicas utilizadas en tiempos de globalización por la industria massmediática para delimitar públicos y discursos, consumos y estilos. No es lo mismo ver el noticiero a medio día que a las siete de la noche. La primera emisión está dirigida a quienes, según las estadísticas de las empresas de información privada, están en casa a las doce del día: mujeres amas de casa y familias que almuerzan frente a la televisión. Perros que muerden niños y adolescentes que se pelean durante el recreo

Feminizando la Comunicación


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

constituyen el panorama noticioso de esta franja, un compendio de información parroquial e intrascendente con relación a los problemas sociales del país. La segunda emisión habla del referendo, el precio de la gasolina o la emergencia social, temas dirigidos a hombres públicos, ejecutivos y empresarios que llegan cansados a ver las noticias... En un escenario mediático atravesado por la especialización tecnológica y los imaginarios sobre las prácticas e intereses del púbico, este corresponsal reconoce que las nuevas dinámicas del mercado exigen elevar el número de audiencia y como tal crean estrategias que van desde el chiste y la farándula hasta la explotación comercial del cuerpo de las mujeres. Este modelo cuenta con opositores y opositoras. Para él lo importante es no polarizar, dar al público con responsabilidad lo que quiere consumir, sin menospreciar su capacidad de decisión y no perder de vista los hilos que mueven el engranaje massmediático. La información es un poder. Sobre ella recaen intereses políticos y económicos. Es por esto que quienes trabajan en medios de comunicación reciben constantemente la presión de diferentes actores, gobiernos de turno, fuerza pública, grupos armados ilegales, empresarios, narcotraficantes y políticos. Todos quieren intervenir las noticias y mover la manivela según sus intereses. Por fortuna este reportero ha podido mantenerse al margen y nunca ha sido censurado ni obligado a decir algo que vaya en contra de su libertad y ética periodística. Pero su caso podría resultar excepcional en medio de los laberintos e intereses mediáticos. A muchos y muchas colegas les toca poner en la balanza la ética y el estómago, pues en un contexto de precarización laboral que también acoge el ejercicio periodístico, no pueden negarse a seguir las directrices de los empresarios colocando en riesgo su trabajo. Feminizando la Comunicación

Para quienes como él sueñan con un periodismo ideal, donde los medios están al servicio de la verdad, resulta complicado aceptar que haya espacios comunicativos aliados a alguno de los actores del conflicto, sabe que el público no traga entero y aún el televidente menos preparado académicamente reconoce cuando un medio manipula la información al servicio de alguien. Aunque la obligación de resolver el conflicto no recae en los y las periodistas sino en quienes gobiernan la nación, él cree en la capacidad de los medios para transformar órdenes injustos, dando a conocer aquellos aspectos de la realidad nacional que el estado quiere mantener entre las sombras, lejos de la luz pública. Este hombre crítico y honesto nunca ha concursado para recibir un premio de periodismo. Para él resulta más gratificante que los y las televidentes reconozcan que cumplió con el deber de contar la historia del país, no como protagonista sino como un profesional que está en el suceso para relatar a la comunidad lo que acontece día a día de la forma más aproximada a la realidad. Por eso considera primordial que las nuevas generaciones de periodistas se preparen para los acelerados cambios culturales, sociales y tecnológicos, sin olvidar la responsabilidad que representa la oportunidad de contar la historia nacional. Mientras el país sigue su curso entre crueles y esperanzadores sucesos, este corresponsal, inspirado por colegas como Lucia Madriñán, Javier Ayala o Sandra Cardona, que desde niño quería narrar su contexto, continuará informando con pasión y compromiso, sin desligar su profesión de la vida cotidiana, ni claudicar en el intento de construir una opinión pública que rescate a la ciudadanía de la invisibilidad, deconstruyendo los modelos del periodista y político como principales actores sociales.

79


c>o>>) i g ó l o p nt>r>>o>>>>>>>>>>>>> e A o i c o ura d sto S >>>>>>>

> ig e (M>>a>>n>>i>f>i>>>>>>>>>l>a>s>>r>e>dacciones la f

ujeres

ato de m e e d al asesin es suponer qu e s e ir r r r fe e n e r e i a l t r e im a s r d p c De sionenroa. Llla”mar pasioasniaadl oa,ulon que alejaoeml hiteec"vheor a un a p n e e amor" s “crim cia de gé ería dem e otra y

>

qu len ad por de la vio orque la rmedad dueño de la vid icidio" víctimas cto del amor p aro de "la enfe s m e e e qu p mo "f es un efe delito. Al am de poder, tanto e términos co contra e d d o anidad n s m u to ió u b c p a h a e z e a li s c ti a los le u conc h e o e la d p dos r litos y ente qu ". Se propone idio" (de minos aconseja cia de género delincu ic la in r ta m a e r n "f m té le o e s ) io d s o v e e , tr pu O res ujer e serlo). las muje to de m (asesina por el hecho d lencias contra ". "vio ista mujeres istas son violencia mach s femin to n ie im mov

Tratamiento Periodístico Sobre Las Violencias es Contra Las Mujer


Contando la cultura del PacĂ­fico Colombiano

MARTA ISABEL HINOJOSA


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

MARTA ISABEL HINOJOSA ¿Qué Hay Para Hacer en la región? Desde hace dieciocho años esta periodista dirige la agenda cultural más visible y significativa del Sur Occidente colombiano. Una apuesta imprescindible que contribuye al desarrollo de procesos y manifestaciones artísticas de la región. La muchacha que voló a Boston para aprender lenguas descubrió la comunicación social y volvió a Cali para visibilizar nuestras representaciones culturales 82

sta tulueña, habitante caleña desde el primer año de vida, migró a Estados Unidos al terminar su bachillerato con la idea de estudiar idiomas. En ese momento las lenguas se le presentaban como la opción profesional más interesante a la joven que quería tender puentes comunicativos entre personas y culturas diversas, a través de la traducción simultánea. Pero en el país del norte se encontró con muchachos de su edad que manipulaban cámaras, micrófonos, consolas de sonido, hablando en códigos técnicos sobre el manejo de cables y aparatos que para ella resultaban ajenos y apasionantes. Entonces se dejó seducir por la posibilidad que se presentaba nueva ante sus ojos juveniles y abría un espectro en su camino profesional que la conducía hacía la comunicación social. Marta Isabel pasó las pruebas de idioma y conocimientos generales requeridas para ingresar al Instituto de Comunicaciones y Artes Hemerson College en Boston. Allí Feminizando la Comunicación

estudió durante cuatro años sumergiéndose en la comunicación y el periodismo, entre el cine, la radio y la televisión, para especializarse en producción de televisión y encontrarse cara a cara con su desconocimiento frente a las técnicas de realización audiovisual. Mientras sus compañeros manipulaban desde muy jóvenes cámaras y equipos de edición, ella se encontraba por primera vez con estas herramientas cuyos códigos de manipulación desconocía por completo. Empezó desde cero a partir del ensayo y el error a reconocer las técnicas y lenguajes de realización audiovisual. Aprendió paso a paso la diferencia entre un plano, un contraplano y un primerísimo primer plano, aplicando el zoom que la llevaría a descubrir cada aspecto de este plano general en el que decidió encuadrar su vida. Al obtener su título profesional deseaba quedarse en Boston, pero las expectativas no eran prometedoras para esta latina, que aunque tuviera un cartón gringo debía recorrer un largo camino para llegar a los grandes canales urbanos. La única


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

opción laboral para la recién egresada la presentaban los canales locales ubicados en pequeñas y alejadas poblaciones rurales en las que ella no quería internarse. Mientras tanto Cali asistía a la inauguración de Telepacífico. La apertura del canal regional brindaba opciones más atractivas a la muchacha, que regresó a la ciudad después de cinco años de ausencia y sin conocer a nadie del medio. Sin embargo su vinculación fue rápida. Pasaron sólo unos meses antes de ingresar al canal, que en ese momento no realizaba programas sino que hacía alianzas con productoras como Procívica Televisión, Cañaveral Televisión y Teleasociados. Por eso la única vacante la ofrecía el departamento de mercadeo, donde debía manejar la comercialización de propagandas y los libretos comerciales de los productos. Ella, que había transitado un par de meses por las productoras realizando la asistencia de producción de comerciales sin encontrar satisfacción en estos trabajos, decidió vincularse desde el área administrativa, esperando su oportunidad mientras manejaba el libro verde donde codificaban los comerciales -El jabón Varela era el código 112033- recuerda entre risas Marta Isabel. Y un día recorriendo los pasillos de Telepacífico escuchó a Fernando Calero, el gerente, quejándose por la falta de programas que mostraran y apoyaran la cultura de la región y proponiendo la realización de una mini agenda que promocionará las actividades en pro del desarrollo cultural. Marta vio en la realización de esta agenda la oportunidad para ejercer su carrera como productora. Su trabajo fue probado, ella dio la talla, demostró creatividad y empezó su recorrido por el periodismo cultural haciendo la asistencia de producción de la agenda de Telepacífico, que salió al aire el 5 de septiembre de 1991. Aquel día no había un nombre para el programa y una lista de veinte opciones rodaba de mano en mano por el set. Feminizando la Comunicación

Faltaban pocos segundos y la tensión aumentaba, ninguna de las propuestas resultaba atractiva, la cuenta regresiva terminaba y sólo unos instantes antes de la emisión, Marta dijo: ¿Qué Hay Para Hacer? Después de desempeñarse como asistente de producción durante algún tiempo, Marta Isabel asumió la producción general de ¿Qué Hay Para Hacer? y con ella la posibilidad de desplegar su carrera periodística desde el área para la cual estaba preparada, obteniendo por fin la satisfacción de realizar un trabajo cultural que le permitía crecer y aprender contando historias que van de la parte al todo, mostrando escenarios y personajes en plano general o primerísimo primer plano, siempre desde diversos ángulos y sin repetirse. El programa ha atravesado por varias etapas. Es el proceso de construcción conceptual de una mini agenda que empezó durando un par de minutos al aire para tener un cuarto de hora en la parrilla de programación, que pasó de ser presentada por una chica joven e inexperta para ser presentada por la misma Marta Isabel, cuyo rostro se ha instalado en el imaginario colectivo de quienes diariamente esperan saber... ¿Qué Hay Para Hacer? en la región. Y Aquí hay mucho por hacer. Siempre hay algo nuevo para contar, eventos culturales y festivales por retratar, personajes literarios y urbanos por mostrar. Ella lo sabe. Ha vivido en carne propia la transformación cultural, apoyando cada espacio y manifestación desde su trabajo y entiende que aún muchos procesos están en construcción y necesitan apoyo para su desarrollo. Por eso esta mujer, imagen representativa de la primera agenda cultural del Sur Occidente Colombiano, continúa después de dieciocho años apostándole a su realización.

83


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

De las calles a los museos, de las universidades a los barrios, del Distrito de Aguablanca a los centros culturales, el equipo de producción de ¿Qué Hay Para Hacer? transita en busca de información, explorando la cultura popular, los procesos de comunicación alternativa, el arte callejero, las programaciones y exhibiciones de teatros, cines, museos y centros culturales, amalgamando todas las posibilidades que conforman el espectro cultural de la región, reflejando nuestra esencia pacífica.

84

Feminizando la Comunicación


Fechas para tener en cuenta 15 de Octubre Día mundial de la mujer rural 16 de Octubre Día mundial de la alimentación 17 de Octubre Día internacional para la erradicación de la pobreza 16 de Noviembre Día internacional para la tolerancia 20 de Noviembre Día universal del niño y la niña 21 de Noviembre Día mundial de la televisión 25 de Noviembre

Día internacional para la eliminación de la violencia contra las mujeres


c>o>>) i g ó l o p >> ro cio Ant >>>>>>>>>>>>

o >>>>>>>>>>>> on la S o t s e i f (Mani >>>>>>>>>>>> ntribuir c

en ue pued nte co a t ciones q mpre es r a m o r fo p a.eHl tiaeyminpo. Por eso nnotossieobre la Es im m i t c í v a e nltorno, aún pasadopropiciar el seguimmiea y señalar las , d d a d i r gu la vícti a su e iolenta ordial

>>>> >>>>>>

serjudicarla a ella y tificarla y es prim gresor y quién es en una relación v r la nte iden ién es e iesgo a la muje u estado. r convenie jar en claro qu es n r e b n o s e n cia De po noticia. ituaciones que a toma concien sys darlas actitude para ayu

pe

Tratamiento Periodístico Sobre Las Violencias res Contra Las Muje


Productora de la Memoria Audiovisual

MÓNICA RAMÍREZ


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

MÓNICA RAMÍREZ Asumiendo nuevos retos desde la producción Respeto, verdad y discreción son para esta mujer los tres pilares básicos de la ética periodística. Ella, que desde hace veintidós años se desempeña como productora construyendo paso a paso y con cada decisión una carrera sólida que le ha permitido ser parte de la historia del periodismo regional, se abisma a cada instante asumiendo retos como mujer, madre y periodista.

88

ónica albergó desde muy joven la vocación de periodista. En el colegio le atraían las humanidades y le gustaba informar, contar, narrar, participar en las actividades culturales de la institución. Cursando el grado octavo se vinculó al periódico escolar en el cargo de coordinadora general, iniciando su camino por la autopista de la información, sin imaginar que años después haría parte de la historia del periodismo regional. Esta caleña que transitó por los corredores de la Escuela de Comunicación Social de La Universidad del Valle, fue una de las estudiantes convocadas a hacer parte de Telepacífico en su etapa inicial. Hace veintidós años cursaba los últimos semestres de su carrera mientras la programadora de la universidad, UV.TV, iniciaba la producción de Rostros y Rastros, el programa documental más significativo y premiado de la televisión colombiana, pieza clave de la proyección y realización audiovisual de la región, memoria y registro de Feminizando la Comunicación

procesos socioculturales, en el que Mónica se desempeñó como productora de campo, enfocándose en esta rama de la comunicación. Y con la claridad de quien ha encontrado en su carrera la pasión que delimita un perfil profesional, realizó esa labor durante quince años en Telepacífico, estudió en La Escuela de San Antonio de los Baños en Cuba producción de televisión y al regreso se vinculó de nuevo al canal regional, realizando la producción del programa Amaneciendo, un magazín mañanero transmitido desde el 2008. Esta mujer considera que todo profesional debe estar preparado y capacitado para ejercer la función que se le asigne, asumiendo los retos que el destino le depara. Desde hace dieciséis años entreteje su carrera periodística con el rol de ser madre, educando a su hija entre el trajín cotidiano de la producción y la escuela, compartiendo su experiencia con un ser ávido de conocimientos mientras construyen juntas una relación independiente y libre de las ataduras convencionales


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

de las relaciones madre-hija, reivindicando en carne propia el madre-solterismo como una opción personal que no interfirió al trazar su camino profesional.

construir la ciudad.

Ella alberga una pasión por enseñar que la llevó no sólo a compartir saberes con su hija, sino también a ejercer la docencia desde el área de desarrollo y trabajo en comunicación. Otro ejercicio de reconstrucción de su memoria periodística y la de la región, en el que se abre un espectro de posibilidades. La pedagogía como forma de narrar y compartir las anécdotas vividas en un camino trazado paso a paso y con esfuerzo, le permite intercambiar información que se traduce en conocimientos. Asumiendo nuevos retos en su camino decidió explorar otros espacios y en enero de este mismo año se unió al equipo de comunicadores de la Alcaldía de Santiago de Cali para realizar su trabajo como productora, administrando recursos públicos desde la comunicación estatal para producir la información requerida por los medios. Desde este lugar ella contribuye a facilitar el trabajo de sus compañeros, visibilizando procesos gubernamentales y trazando así un puente entre el estado, los periodistas y la ciudadanía. Mónica cree que la información debe tener un manejo adecuado, respetuoso con los otros y las otras, donde prime la veracidad. Piensa que no todo hay que decirlo, ni todo es publicable. La información no debe convertirse en espacio voyerista de la realidad. Por eso esta comunicadora que desde muy joven quiso ser periodista, entretejiendo su carrera desde diferentes ángulos, considera que falta mucho camino por recorrer y mucho trabajo por hacer en la estructuración de un periodismo que contribuya a salvaguardar la memoria y Feminizando la Comunicación

89


c>o>>) i g ó l o p nt>r>>o>>>>>>>>>>>>> A o i c o sto S >>>>>>> to

> e (Manifi>>>>>>>>>>>>>>>

en tanto i l e d es un ser prevenida y

géunctaearntiojurídica qzuoesdoecbiael. . e d a i c n nd ha La viole onstituye una co ntribuya a su rec

>>> >>>>>>

nto c ada. Co y en cua sancion

Tratamiento Periodístico Sobre Las Violencias res Contra Las Muje


Entre la Mística y la Realidad

HERNÁN FREIRE


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

HERNÁN FREIRE Siguiendo los pasos de un hombre comprometido con la comunidad Este hombre de vocación sacerdotal que se ha deslizado entre lo público y lo privado, entre la labor social e informativa, le apuesta a la comunicación como un espacio de solución de conflictos. Su propósito es influir en los otros y las otras dejando una huella imperceptible.

92

a casualidad quiso que Hernán Freire fuera periodista. A los trece años este estudiante del INEM acompañaba campañas comunitarias realizadas por sacerdotes extranjeros en los barrios populares de Cali y pensaba estudiar teatro. Pero un entrometido le dijo que él no serviría para el arte dramático y el muchacho le hizo caso. A los dieciséis años se inscribió en la Escuela de Comunicación Social de La Universidad del Valle y se enamoró del periodismo. Cuando cursaba segundo semestre esperaba afuera de las emisoras a ver si conocía a alguien importante o algún vigilante le permitía entrar para observar como grababan los programas. Deseaba descubrir el mundo detrás de las voces, las técnicas detrás de las historias de las radionovelas. Su perseverancia generó la oportunidad y después de algunos meses un vigilante lo dejó ingresar a las instalaciones de Todelar, otro le abrió las puertas de Caracol y el muchacho inició así su recorrido por el camino del periodismo informativo. En las mañanas Feminizando la Comunicación

asistía a las clases y en las tardes contestaba llamadas. Así logró su objetivo: ser reconocido por locutores que lo invitaron a participar en sus programas, hasta que tuvo la posibilidad de ejercer él mismo como locutor, compartiendo la mesa de trabajo con John Maro Rodríguez y el padre Gallo y como asistente de dirección del programa vespertino Pase la Tarde, presentado por Paco Luna y Guillermina Luca, donde pudo amalgamar el periodismo y el trabajo social, coordinando campañas solidarias con comunidades vulnerables. Cuando se inició el proyecto de Telepacífico los estudiantes de comunicación realizaban trabajos investigativos que hacían parte de los componentes académicos y aportaban información para la construcción del nuevo medio regional, participando en el diseño conceptual del canal. Hernán fue convocado para diseñar junto a Jairo Pulgarín el noticiero Noti5 y durante cinco meses hizo parte del equipo informativo, hasta que viajó a Bogotá para desempeñarse como corresponsal de los medios


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

capitalinos. Diez años transcurrieron en la fría y gris ciudad, cuyas dinámicas finalmente lo aburrieron, abandonando por un tiempo la escena mediática para ingresar al seminario. Entre filosofía e historia, sociología y antropología, entretejió las teorías de la comunicación que lo llevaron de nuevo a vincularse con la vocación sacerdotal. Durante muchos años transitó entre los medios y el seminario, entre el noticiero 90 Minutos y el sacerdocio, entre el periodismo y la teología, amalgamando ambos espacios a partir de la posibilidad de enseñar a la gente, de colaborar en la solución de conflictos cotidianos, de apoyar los procesos comunitarios, hasta decidirse por el camino de la información. Entonces volvió a Telepacífico como asistente de dirección magazín Espejo de los Días. Tras la partida de la directora el programa se descontextualiza, pierde su intención social y Hernán empieza una nueva búsqueda en solitario. Le ofrecen la dirección de D3, un programa periodístico investigativo que estaba a punto de desaparecer y que él logra emitir durante tres años más, cuestionando, inquiriendo y explorando la ciudad y sus entramados sociales, políticos y culturales. Actualmente explora los caminos de la comunicación organizacional, desempeñándose como Jefe de Comunicaciones de la Alcaldía de Santiago de Cali, produciendo información para radio, televisión, prensa escrita y medios virtuales desde adentro. Allí ha conocido de cerca los procesos de implementación de políticas públicas y desarrollo de proyectos, ha visto cómo el ejercicio periodístico se pone al servicio del poder y de las pautas, manipulando la información de acuerdo a las alianzas y trata de balancear esta dinámica conociendo de cerca la implementación de obras públicas y programas de desarrollo urbano. Su propósito como comunicador Feminizando la Comunicación

gubernamental es brindar la información necesaria para que la ciudadanía conozca los planes de desarrollo y pueda tomar posición frente a ellos de una forma autónoma. Considera que los periodistas deben dudar, cuestionar, inquirir, indagar de dónde provienen las noticias, quiénes son las fuentes, qué credibilidad tienen, para construir una ética de la verdad que corte con las dinámicas del chantaje y el soborno. Pero para ello es necesario generar espacios de capacitación y reflexión en los que se presente el ejercicio periodístico como una herramienta para construir ciudad y no para figurar, ganar dinero y estatus. Este periodista cree firmemente que su oficio no puede desligarse del medio en que se ejerce, ni alejarse del poder. El reto está en utilizar las herramientas informativas para mostrar las diferentes versiones de la realidad y equilibrar la perspectiva noticiosa, sin convertirla en mercancía, construyendo un nuevo modelo informativo que contrarreste el sensacionalismo del periodismo oportunista y proponiendo opciones diferentes a las construcciones mediáticas de la feminidad y el modelo de vida ideal de la sociedad de consumo. Imaginarios nocivos para un público desprevenido que los interioriza como verdades porque lo dice la radio o porque lo muestra la televisión. Hoy conoce las dinámicas tanto públicas como privadas del mundo de la información y cree que para construir una nueva ética periodística es necesario minar el sistema desde adentro, desde la educación, desde la formación de comunicadores inquietos, reflexivos, suspicaces y analíticos, que le apuesten a la investigación y al descubrimiento de nuevas realidades como parte primordial de su experiencia laboral.

93


1257 de diciembre 4 de 2008

Violencia contra las mujeres es cualquiera acción u omisión que le cause muerte, daño o sufrimiento físico, sexual, psicológico, económico o patrimonial.

Deberán recibir información clara sobre sus derechos sexuales y reproductivos (interrupción de embarazo, anticoncepción de emergencia, retrovirales, etc.)

Los derechos de las mujeres son derechos humanos por lo tanto el Estado los debe garantizar.

Tienen derecho a decidir si quiere tener contacto con el agresor en cualquiera de los espacios de atención y en los procedimientos judiciales.

Las mujeres agredidas tienen derecho a recibir asesoría jurídica legal gratuita, especializada e inmediata a través de la defensoría pública. Las mujeres que han sido víctimas de violencia sexual tienen derecho a escoger el sexo del médico/a que las examinará.

Tienen derecho a la verdad, justicia, reparación y garantías de no repetición frente a los hechos de violencia. Tienen derecho a ser tratada con reserva de identidad al recibir la asistencia médica, legal, o social.

PARA QUE LAS MUJERES TENGAN UNA VIDA LIBRE DE VIOLENCIAS


El Comunicador Versรกtil

ARGEMIRO CORTร‰S


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

ARGEMIRO CORTÉS Construyendo ciudad de los medios al estado Él ingresó al mundo de la comunicación como un asistente de cámara, construyendo en su carrera la credibilidad que lo llevó a ocupar un cargo público que hace visible su profesionalismo.

96

ara que este hombre nacido en Cartago, caleño por adopción y cultura, se dejara seducir por la comunicación social, era necesario que la causalidad le mostrara el camino. Su niñez transcurrió en el barrio San Luis y estuvo marcada por la dificultad propia de una familia de ocho hermanos que fue levantada por el esfuerzo materno ante la ausencia del padre, por una desgracia familiar. Su barrio fue el escenario de las luchas populares de finales de los setentas y principios de los ochentas. Imbuido en esta atmósfera el muchacho empezó a sentirse inquieto por la lectura de grandes teóricos y obras universales de la política social. Estudió en el Colegio Republicano de Santa Librada donde las dinámicas sociales y activistas del claustro estructuraron su pensamiento político y en 1983 se graduó como bachiller, ingresando al servicio militar obligatorio. De vuelta a la vida civil su mayor anhelo era convertirse en ingeniero químico o de petróleos y así empezó a estudiar bioquímica en la Universidad Santiago de Cali. Feminizando la Comunicación

Inmerso en la tabla periódica, fórmulas químicas, ecuaciones y balances estequiométricos, su compañero y mejor amigo le propuso que estudiaran comunicación social en la Universidad del Valle. A él no le emocionaba mucho la idea, ni siquiera sabía el verdadero sentido de la carrera, pero por camaradería decidió inscribirse. Lo aceptaron como estudiante del plan y su amigo quedó excluido. Corría el año 1985 y la rueda del destino giró marcando su proyección profesional. Aunque siguió asistiendo a clases de bioquímica, el descubrimiento de las teorías de la comunicación y sus fundamentos sociológicos, se conectaron con el espíritu político del utópico admirador de las causas sociales, impulsándolo a abandonar en sexto semestre el sueño de la ingeniería para convertirse en comunicador social. El perfilado y convencido estudiante alternaba los estudios con el trabajo, hizo algunas exploraciones en la radio pero la paga no suplía sus necesidades académicas, entonces decidió


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

expandir su espacio de acción hacia la televisión, realizando la primera asistencia de cámara de Telepacífico, cuando el canal experimentaba su nacimiento en 1988. Entre el trabajo y las clases de los últimos semestres conoció el amor, la mujer con quien ha compartido su vida desde entonces. Juntos realizaron la tesis de grado, obteniendo un premio universitario. En 1990 alcanzó su título profesional y el canal le brindó la oportunidad de realizar su maestría en comunicación, dejando su rol de principiante para convertirse en jefe de comerciales y emisión durante los cinco años siguientes. En su nueva función descubrió que para avanzar en las comunicaciones sin ser un creador se debe fortalecer el perfil administrativo y realizó su maestría en administración. En 1995 pasa a ser el director de UVTV, la productora de medios de la Universidad del Valle. Aprovechando su trayectoria y estudios profesionales aplica por una beca de la Agencia Española de Cooperación. Es aceptado y en 1997 empieza a estudiar Maestría en Producción Audiovisual en el Instituto Europeo de Madrid. Dos años después regresa y se reintegra a sus funciones al frente de la unidad de medios de la universidad hasta finales del año 2003, cuando le es ofrecida la dirección de la Oficina de Comunicaciones de la Alcaldía de Santiago de Cali durante el gobierno de Apolinar Salcedo y empieza su recorrido por la comunicación estatal. Ante la crisis de ingobernabilidad de ese periodo decide retirarse en diciembre del 2005 e integrarse al siguiente año como asesor del entonces gobernador del Valle del Cauca, Angelino Garzón. En el 2007 ejerce como jefe de comunicaciones de la campaña que lleva a la alcaldía a Jorge Iván Ospina y desde el año 2008 se desempeña como Secretario de Cultura del Municipio de Cali. Feminizando la Comunicación

En su ciclo de vida profesional Argemiro Cortés no sólo descubrió los secretos y perspectivas del cuarto poder, sino que se especializó para desenvolverse en el ejercicio público de la información. Su trayectoria e inmersión en las dinámicas del estado le han develado las carencias que tiene el nuevo profesional de la comunicación para incorporarse al sector administrativo. Expone que en la academia se fortalece el componente teórico de lo social, pero en el sector público se necesitan herramientas reales para la formulación de proyectos, manejo del presupuesto, adecuación de organigramas, elaboración del diseño organizacional y de control. Se trata de unas lógicas racionales que deben integrarse a los fundamentos sociales de la disciplina informativa. Considera que el comunicador público se ve constantemente vulnerado en su ética, que los altos índices de corrupción imperante en el estado afectan su imagen y transparencia y que el imaginario público no discrimina entre la función del periodista y los desafueros del gobernante de turno. Este es uno de los grandes obstáculos que se les presenta a los profesionales de la comunicación en el área pública, sintiéndose maniatados para desarrollar sus funciones al enfrentarse a la tentación de hacer parte de la rueda cíclica de la corrupción. Si se cruza la frontera hacia lo ilegal, es posible que ese profesional no regrese hacia los valores éticos de la profesión. La relación entre lo político y lo público tiene un fundamento ético, pues el periodista es un defensor vigilante de los recursos del estado. Su visión del periodismo actual es desalentadora, ve la profesión cada vez más frágil en términos de la supervivencia económica debido a su dependencia de la pauta. Considera que el periodismo investigativo está en su etapa más crítica y se

97


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

debilita la objetividad porque está sometido a las reglas de la política o los gremios, en ese sentido es loable la independencia de algunos profesionales que develan las problemáticas de la sociedad, fortaleciendo el ejercicio demócrata y la opinión pública. Para él los medios de comunicación son un reflejo de la sociedad y aunque avancemos en políticas públicas sobre la diversidad seguimos cultivando una cultura machista y excluyente que ubica a las mujeres en el plano de objetos decorativos, impidiendo el ingreso de mujeres inteligentes que expongan sus propuestas políticas y conceptuales, para dar paso a chicas bellas que parecen floreros.

98

Feminizando la Comunicación


Fechas para tener en cuenta 1 de Diciembre 2 de Diciembre Día internacional para la abolición de la esclavitud 3 de Diciembre Día internacional de las personas con discapacidad 9 de Diciembre Día internacional contra la corrupción 10 de Diciembre Día mundial de los derechos humanos 11 de Diciembre Día internacional de la montaña 18 de Diciembre Día internacional del migrante 20 de Diciembre Día mundial de la lucha contra el sida

Día internacional de la solidaridad humana


1257 de diciembre 4 de 2008

Tienen derecho a pedir una medida de protección inmediata que ponga fin o evite que se realicen actos de violencia, maltrato o agresión.

Se podrá ordenar al agresor el pago de los gastos de asesoría jurídica, médica, psicológica y psíquica que requiera la víctima.

Se podrá ordenar al agresor desalojar la casa que comparte con la víctima.

Se podrá ordenar que la policía brinde protección temporal especial a la víctima, en su domicilio o lugar de trabajo.

Se podrá ordenar al agresor mantenerse alejado de la víctima Se podrá prohibir al agresor esconder o trasladar de la residencia a miembros de la familia niños, niñas y personas discapacitadas en situación de indefensión.

La autoridad competente podrá decidir provisionalmente el régimen de visitas, la guarda y custodia de los hijos e hijas. Se podrá suspender al agresor la tenencia, porte y uso de armas.

Se podrá obligar al agresor a acudir a un tratamiento reeducativo y terapéutico

PARA QUE LAS MUJERES TENGAN UNA VIDA LIBRE DE VIOLENCIAS


Comunicaci贸n al Servicio de lo P煤blico

CLAUDIA SALAS


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

CLAUDIA SALAS Una labor perfilada en la información estatal. Esta mujer ha elaborado una ética periodística desde la dualidad comunicación - estado. Hace once años trabaja en la oficina de comunicaciones de Alcaldía de Cali enfocando su perspectiva profesional desde el ejercicio de construcción ciudadana.

102

laudia siempre ha sido una mujer inquieta. Después de vivir parte de su adolescencia en Maracaibo – Venezuela regresa a Cali. A los dieciséis años se casa y los siguientes siete años constituyen un eclecticismo provechoso. Junto a su compañero recorre Europa y Suramérica, se siente atraída por los estudios precolombinos, estudia pintura y música de forma autodidacta y se vuelve comerciante. Sin embargo esta dinámica no llena ya sus expectativas, la mujer que se había casado a una edad temprana llega a los veinticinco años con una sensación de vacío, como si faltarán exigencias reales para sentirse plena. Decide estudiar economía en la Universidad Autónoma de Occidente, pero la densidad de la información, los diagramas y las curvas estadísticas le provocan somnolencia. Piensa en estudiar una carrera más conectada con sus gustos, con el mundo de los libros y la palabra, abandonando las teorías matemáticas. Se traslada a comunicación social y en séptimo semestre aparece la oportunidad para perfilarse profesionalmente. El periodista Feminizando la Comunicación

Álvaro Bejarano la recomienda como practicante con el asesor de comunicaciones de la alcaldía y ella se sumerge en los roles del periodismo organizacional, las relaciones públicas y las ruedas de prensa oficiales. Obtiene su título profesional en 1998 y es contratada por la Oficina de Comunicaciones de la alcaldía, cambiando los protocolos oficiales por el trabajo comunitario y moviéndose entre el Distrito de Aguablanca, las zonas de ladera y los corregimientos. Con este ritmo itinerante de trabajo ella misma solía llamarse la periodista ambulante. Al encontrarse con el mundo de las aspiraciones políticas dentro del modelo de estado se desencanta, confrontando su profesión y ética, reflexionando sobre la desconfianza que tiene la opinión pública del comunicador estatal por causa del desconocimiento de los procesos de la institución oficial. Esa determinación le permite vislumbrar una carencia del modelo educativo: falta enfatizar dentro de la universidad en el campo de la comunicación pública. Su visión de comunicadora es


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

insuficiente para acercarse a la dimensión ciudadana del estado y empieza a introducirse en la delgada línea de la especificidad del lenguaje estatal y la especialización de la norma, en busca de sistemas de calidad e imparcialidad comunicativa, donde la premisa informativa no es el gobernante de turno sino la difusión de los procesos de implementación para cumplir con su plan de desarrollo. Por esta razón decide estudiar derecho y especializarse en el área, anticipándose a las regulaciones del sistema. Durante los procesos de implementación de los sistemas de gestión y las normas de calidad en los modelos estándar de control interno, medidas que clarificaron las funciones del periodista estatal y a partir de las cuales los comunicadores se centraron en los planes de desarrollo territorial y no en el gobernante, participó activamente conjugando sus conocimientos legislativos y comunicativos. Claudia experimentó la transición del modelo operativo. Cuando el desarrollo tecnológico y la plataforma virtual aún no se habían implementado realizaba los boletines de prensa en su máquina de escribir para ser repartidos con un servicio de mensajería interno por la ciudad, en ocasiones hasta la casa de los periodistas. Esto aumentaba sobremanera los gastos: mensajeros, automóviles, motos y combustible debían contarse dentro del presupuesto. Pero con la aparición de las herramientas cibernéticas, la intranet e internet, el trabajo se agilizó, la información fluyó y los gastos se economizaron. En la actualidad y con el potencial del desarrollo tecnológico, el esfuerzo de esta periodista y su dependencia se halla enfocado en la adecuación del gobierno en línea, un modelo genérico que estaba propuesto desde la Constitución del 91 y que ofrece las pautas para el comunicador que ejerce dentro del Estado, asumiendo la misión de diversificar las funciones de la oficina Feminizando la Comunicación

de comunicaciones en los diferentes medios masivos: radio, prensa, televisión, página web y la actualización constante de la cartelera en red, un programa de información oficial para la ciudadanía que se acerca a la Alcaldía. También coordina y organiza los Premios de Periodismo Alfonso Bonilla Aragón, presentando nuevas propuestas que incentiven año a año la investigación y el trabajo periodístico en la región. Claudia está próxima a recibir su título como abogada. Participa regularmente en concursos convocados por el Estado para continuar su labor, apostándole a la transparencia del modelo comunicativo y enfocando su profesión en el ejercicio ciudadano, en la actualización de las perspectivas éticas y el fortalecimiento del imaginario de lo público en relación con el Estado. Por eso asesora a los practicantes que escogieron como ella esta rama de la comunicación, para garantizar en su dependencia la continuidad del modelo de calidad y brindar a la comunidad un oficio responsable y autónomo. Ella, que se acercó al mundo de la comunicación por amor a los libros y la fluidez de su palabra, desea volver a los orígenes de la disciplina cuando su camino por el mundo de la comunicación estatal terminé. Viajar por Colombia acumulando anécdotas, imágenes e historias, para publicar un libro sobre las dinámicas y prácticas turísticas del país.

103


1257 de diciembre 4 de 2008 La autoridad competente podrá decidir provisionalmente el uso y disfrute de la vivienda familiar. Se podrá prohibir al agresor negociar o vender bienes de su propiedad sujetos a registro, si tuviere sociedad conyugal o patrimonial vigente.

Se dará un incentivo tributario a empresas que contraten a mujeres victimas de violencia Quien acose, persiga, hostigue o asedie física o verbalmente, con fines sexuales no consentidos, a una mujer incurrirá en prisión de uno a tres años.

Se podrá ordenar al agresor la devolución inmediata de los objetos de uso personal, documentos de identidad y cualquier otro documento u objeto propiedad de la víctima.

Las medidas de protección se aplicaran a quienes convivan o hayan convivido entre si. Se aumentan las penas para los delitos de violencia intrafamiliar e inasistencia alimentaría. Ya no son excarcelables

Las EPS prestarán servicios de habitación y alimentación a víctimas y sus hijos e hijas.

La violencia contra las mujeres se investigará de oficio. No requiere querella.

Se podrá asignar un subsidio monetario mensual para la habitación y alimentación de la víctima, sus hijos es hijas

PARA QUE LAS MUJERES TENGAN UNA VIDA LIBRE DE VIOLENCIAS


De la Mirada a la Creación Documental

MAURICIO GONZÁLEZ VENEGAS


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

MAURICIO GONZÁLEZ VENEGAS Panóptico de cotidianidades e imágenes Este hombre apasionado por la imagen, que disfruta del silencio y la contemplación, considera que la información es una práctica en la que todos y todas pueden jugar el rol de periodistas... Sólo basta con tener algo que contar y una herramienta para contarlo, el resto es creatividad. Por eso él le apuesta a las nuevas tecnologías comunicativas que democratizan el acto de narrar.

106

uando Mauricio viajó al Chocó no imaginó que allí encontraría un nuevo destino. Llevaba cinco semestres de economía a cuestas pasando las materias por cumplir, sintiendo que era una obligación social y estéril. Pero conoció el Pacífico colombiano y se apasionó con la música y las palabras de ese espacio que se presentaba nuevo ante sus ojos, terreno fértil para sus sentidos. Entonces este hombre amante del mar, aficionado al viaje y atraído por lo rural, quiso volver no por vacaciones ni como vía de escape. Quiso explorar allí y que su camino laboral fuera trazado a partir de experiencias lejanas a los discursos académicos y las dinámicas urbanas, en las que cada persona es un universo contenido de saberes e historias ancestrales que invocan conocimientos, realidades paralelas vividas en el mismo espacio, en el mismo instante y de distinta forma. De regreso a la ciudad abandonó la economía y se dedicó a la antropología. Estudió en La Universidad de Los Andes de Feminizando la Comunicación

Bogotá, transitando entre los entramados de la cultura y la diversidad, descubriendo el andar como práctica cotidiana y explorando teorías sobre los procesos de reconocimiento de otros contextos. Fue allí donde se encontró con la antropología visual. Él siempre estuvo interesado en la imagen como espacio informativo de documentación, especialmente le atraía la fotografía y en varias ocasiones presentó sus trabajos en VHS o Betamax, obteniendo reclamos y malas calificaciones. Por eso esta rama de la antropología llamó bastante su atención y al graduarse viajó a Barcelona en busca de maestrías, cursos o diplomados que lo acercaran al tema. Pero no encontró lo que buscaba. Desvió entonces su camino trazando la ruta que lo llevó de la antropología a la realización audiovisual y finalmente lo condujo hasta el mundo de la reportería. Hizo un curso de producción y realización de video, televisión y cine; una maestría en periodismo en La Universidad de Barcelona y empezó a realizar documentales organizacionales que le permitieron sobrevivir en la ciudad española y lo trajeron de


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

vuelta a Colombia. Después de dieciséis años se encontró de nuevo en su Cali natal, ahora explorando espacios que antes no imaginaba visitar. Regresó para investigar dinámicas socio culturales en el Distrito de Aguablanca y realizar un documental informativo que diera cuenta de esos procesos a una ONG que pretendía ejecutar un proyecto educativo en el sector. Durante un mes Mauricio transitó las calles de Aguablanca, explorando el territorio y descubriendo con sus lentes de antropólogo el entramado de símbolos y relaciones construido en aquel distrito cargado de historias cotidianas, contenidas de risas y voces, de dolor y rabia, que él relató en su propio documental, gestionado con el dinero acumulado de su trabajo. En el 2006, de vuelta en Barcelona, terminó de editar Si no hay viento no sube. Este corto de diez minutos relata la cultura de la violencia en Aguablanca a partir de la perspectiva de quienes la propagan sembrando miedo y muerte a su paso, como respuesta al propio miedo y a las muertes vividas dolorosamente, tratando de develar ese entramado de símbolos que habita tras sus palabras y actos y la cadena de hechos que los llevan a escoger sus caminos criminales. Con este corto ganó dos premios que le abrieron las puertas a nuevos proyectos. Poco tiempo después nacería la idea de realizar un documental, excusa de un nuevo viaje en busca de escenas y escenarios, personas y prácticas, realidades distantes, que arrastraban a Mauricio hacía Bolivia. El joven documentalista consiguió dinero prestado y emprendió el camino. El horizonte le mostró una población indígena que basa su cosmogonía en el uso de las plantas, relacionándose intrínsecamente con la tierra, y una situación sociopolítica que Feminizando la Comunicación

condena sus prácticas por intereses económicos. Así nació el documental Qué culpa tiene la coca, producido en el 2007. Un viaje personal hacía las realidades indígenas vistas desde una perspectiva política y social no permeada por las dinámicas de los medios. Volvió a Cali hace dos años. Trabajó como docente en la Universidad Icesi durante tres semestres y desde hace ocho meses, buscando fluir en sus procesos creativos y recorrer otros espacios para descubrir nuevas dinámicas y realidades en su carrera, ingresó al equipo periodístico de Reportaje 360 como editor multimedia. Reportaje 360 propone una mirada holística de la información, analizándola desde todos los ángulos. Es un proyecto del periódico El País que trabaja las noticias en formato reportaje documental y vía Web. El proyecto le apuesta a un periodismo ágil, que informa de forma estética, agradable y sin olvidar los análisis, críticas y contenidos sociales. El formato documental permite esta experimentación informática y la Web facilita su despliegue y la formación de nuevos públicos. La idea es inventarse formas distintas de narrar los hechos para no caer en la repetición. Jugar con las estéticas y lenguajes de producción audiovisual: videos, fotografías, sonovisos, audios, hipografías, aprovechando las herramientas que brindan las nuevas tecnologías de la información como la multimedia, que permite la interactividad. Cada reportaje se apoya con fotografías que muestran la historia desde diferentes ángulos, ofreciendo múltiples perspectivas de la misma noticia. Así, un usuario puede ver la parte por el todo o la noticia general, de acuerdo a sus intereses. Con el equipo de Reportaje 360 Mauricio ha realizado tres

107


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

documentales: Cali la ciudad que no duerme, narra las historias de vida de los trabajadores nocturnos, aquellos que ofrecen su música, venden comida o cuidan carros, los que hacen posible la rumba y velan los sueños ajenos; La hoja sagrada, trata de revaluar la publicidad de la mata que mata; y Cali una industria salsera, recopilación de la historia de la salsa en Cali a través de un recorrido por las salsotecas y espacios tradicionales del género.

108

Este hombre que ha transitado del periodismo independiente y autogestionado a las dinámicas de producción massmediática, donde se enfrenta a unos ritmos de creación rápidos y en caliente, decidió de nuevo explorar y conocer. Se acomodó a estas formas de producción y se puso sus lentes para observar desde otra perspectiva ese mundo informativo que se abre nuevo ante sus ojos, acontecimientos que se suceden uno tras otro, realidades maravillosas, a veces maravillosamente terribles, otras, terriblemente maravillosas... Que él continúa documentando.

Feminizando la Comunicación


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

109

Feminizando la Comunicaci贸n


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

110

Feminizando la Comunicaci贸n


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

111

Feminizando la Comunicaci贸n


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

112

Feminizando la Comunicaci贸n


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

113

Feminizando la Comunicaci贸n


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

114

Feminizando la Comunicaci贸n


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

115

Feminizando la Comunicaci贸n


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

116

Feminizando la Comunicaci贸n


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

117

Feminizando la Comunicaci贸n


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

118

Feminizando la Comunicaci贸n


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

119

Feminizando la Comunicaci贸n


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

120

Feminizando la Comunicaci贸n


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

121

Feminizando la Comunicaci贸n


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

122

Feminizando la Comunicaci贸n


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

123

Feminizando la Comunicaci贸n


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

124

Feminizando la Comunicaci贸n


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

125

Feminizando la Comunicaci贸n


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

126

Feminizando la Comunicaci贸n


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

127

Feminizando la Comunicaci贸n


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

128

Feminizando la Comunicaci贸n


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

129

Feminizando la Comunicaci贸n


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

130

Feminizando la Comunicaci贸n


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

131

Feminizando la Comunicaci贸n


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

132

Feminizando la Comunicaci贸n


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

133

Feminizando la Comunicaci贸n


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

134

Feminizando la Comunicaci贸n


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

135

Feminizando la Comunicaci贸n


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

136

Feminizando la Comunicaci贸n


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

137

Feminizando la Comunicaci贸n


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

138

Feminizando la Comunicaci贸n


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

139

Feminizando la Comunicaci贸n


En Buenas Manos*Directorio Humanizado de Periodistas de Cali*2010

140

Feminizando la Comunicaci贸n

En Buenas Manos  

Libro de periodistas

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you