Page 1

Noticias de Bizkaia. Deia.com http://www.deia.com/2009/11/12/bizkaia/margen­izquierda­encartaciones/el­giro­mas­hipnotico

El giro más hipnótico Los 400 alumnos de la ikastola Alkartu de Barakaldo se sumaron ayer a una iniciativa gallega para hacer bailar la peonza con sus familiares.  ­ Jueves, 12 de Noviembre de 2009 ­ Actualizado a las 07:58h. 

ANTAÑO no había niño que no tuviera una. Las había con punta de garbanzo, afiladas y, para ser el más guay del parque, algunos incluso  las tuneaban pintándolas de colorines con rotuladores. Eran famosos en todos los barrios los juegos que tenían por objetivo romper la del  enemigo. Pero, por desgracia, las peonzas hace tiempo que desaparecieron del ocio infantil. ¿Lo hicieron? A tenor de la experiencia  organizada ayer por la ikastola Alkartu de Barakaldo, la respuesta es rotundamente no. Los alumnos de este centro educativo demostraron ayer que este juego sigue vivo todavía. Sus 400 estudiantes salieron ayer al patio,  acompañados por sus profesores y familiares, para jugar durante casi una hora con sus trompas, una iniciativa que se realizó en coordinación  con la asociación gallega Brinquipedia. "Hoy (por ayer) han paralizado toda la actividad en los colegios gallegos y los chavales, con sus  padres, han salido a la calle para bailar sus peonzas. A nosotros nos han invitado a sumarnos y nos ha parecido una idea estupenda",  explicaba ayer Joseba González, profesor de la ikastola Alkartu. Así, grandes y pequeños enrollaron sus peonzas con las cuerdas y se animaron a lanzarlas al aire para hacerlas girar en el suelo, creando un  ambiente hipnótico. Iker Martínez, de 8 años, era uno de los niños que mejor maña demostraba con el juego haciéndola bailar en todas las  ocasiones que lo intentaba. "Llevamos tres años entrenando en el gimnasio y la verdad, es que se me da muy bien", comentaba orgulloso.  Mientras tanto, su hermana pequeña Leire le reprochaba que nunca le dejara la peonza para jugar con ella. "Tengo miedo de que rompa algo  con ella y después me echen la bronca", alegaba él. Si los niños estuvieron encantados con la experiencia, los adultos también lo pasaron en grande y muchos pudieron revivir recuerdos de su  infancia jugando por las calles de la localidad fabril. Como Ángel González, un aita que no quiso perderse la oportunidad de acompañar a su  hijo en el juego. "¡Anda que no jugué yo a la peonza en San Vicente!", exclamaba con añoranza. "La modalidad que más nos gustaba era la  picota. El que no conseguía hacerla bailar, la tenía que dejar en el centro y el resto tiraban la suya a dar. A veces te la rompían", recordaba. La ikastola Alkartu ha emprendido desde hace años un ambicioso proyecto para tratar de recuperar los juegos tradicionales, como el diabolo.  La actividad celebrada ayer se enmarca dentro de esta curiosa experiencia.

El Giro más hipnótico  

Ziba eguna

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you