Page 1

Uclés 1108. La batalla no deseada.

UCLÉS 1108, LA BATALLA NO DESEADA. Michel Muñoz García. Arqueólogo Especialista en Restauración Arquitectónica.

Pocas veces en la his-

dad a su hijo y heredero el pro-

siendo entonces su principal

toria de los conflictos humanos,

pio Ali ibn Tafusin. Hasta un

preocupación la de asegurarse

un enfrentamiento campal no

díscolo al Mustian, rey moro de

la fidelidad de sus súbditos

buscado ni planeado por ningu-

Zaragoza, envió a su hijo a

andalusíes. No bastaban pom-

no de los dos bandos, no parti-

congraciarse con el imperio de

posas ceremonias en el que

cipando ninguno de sus líderes

los norteafricanos, que poco

ulemas y cadíes recitaban el

principales –ni el rey Alfonso VI

después se anexionaban la

Corán, era necesario relanzar

ni el emir almorávide Ali ibn

Taifa de Albarracin con lo cual

una guerra santa que termina-

Yusuf –, ni implicándose un

quedaba abierto el camino a la

se de recuperar todos los anti-

numero desmesurado de efec-

ciudad del río Ebro. Un pruden-

guos territorios de Al-Andalus,

tivos, tuvo consecuencias tan

te rey castellano conquistó Me-

justificando de este modo la

trascendentes como la batalla

dinacelli a fin de proteger el

presencia almorávide en la

de Uclés del año 1108. Alfonso

flanco más expuesto de su re-

península a ojos de los musul-

VI abandonó Valencia en 1102

ino de esta zona que limita con

manes. Por otro lado, las expe-

que era gobernada por la viuda

el actual Aragón. Era el año

diciones integraban junto a los

del Cid, un año después Yusuf

1104 y dos años después mor-

guerreros del velo a una hete-

b. Tafusin cruzó el estrecho de

ía el emir Yusuf, su hijo Alí no

rogénea mezcla de moros –

nuevo para hacer jurar fideli-

cruzó el estrecho hasta 1107,

cordobeses, sevillanos, valen1


Uclés 1108. La batalla no deseada.

1

3 2

ALMORAVIDES, ANDALUSIES Y CRISTIANOS. 1. Jinete almorávide de hacia 1130 que ha desmontado para rematar un enemigo de su misma fe. Aunque lleva el característico velo azul, sus equipo y vestiduras presenta prestamos de Al Andalus. Su túnica blanca así lo demuestra, así como la coraza de lienzo o cuero reconstruida según las fuentes iconográficas. 2. Balllestero a caballo andalusí de hacia 1130. Su equipo denota influencia cristiana en lo que es la loriga de malla de mangas largas y con cofia; el propio escudo tal vez es arrebato a algún caballero de los reinos peninsulares. Por lo demás, los modelos de espada y ballesta eran de uso común entre moros y seguidores de la cruz. 3. Mesnadero a caballo de Toledo o escudero al servicio de un magnate hacia 1108. La loriga o loriguilla de malla con la que se protege todavía tiene las mangas cortas como las del S. XI, y carece de cofia y de faldón para guardar las piernas. Por lo demás se equipa con un yelmo de protección nasal, un gran escudo de cometa que se sujetaba también con una correa, una lanza ligera que podía arrojarse y la espada.

cianos, granadinos etc – que

que ascendiera hasta allí des-

lizase esta amenaza cristiana.

no solo quedaban cohesiona-

de el sur vería peligrosamente

Se dirigiría a la zona del Tajo

dos con una religión común

expuesto su flanco izquierdo

eligiendo como objetivo la pla-

sino también contra un enemi-

desde la zona de Consuegra

za de Uclés, que de tomarse

go infiel y común.

en adelante. Por ello, Ali Ibn

tendría la ventaja de abrir las

Precisamente el único

Yusuf, que nunca tuvo los ar-

puertas de Talavera y Toledo,

reino taifa importante que que-

dores guerreros de su padre,

ciudades que en su día tam-

daba por anexionar al imperio

encomendó

hermano

bién formaron parte de Al- An-

norteafricano, era el de al vieja

Tamín Ibn Yusuf, gobernador

dalus. Afortunadamente con-

Cerasaugusta romana o Zara-

de Granada, una expedición de

servamos una carta del propio

goza. Sin embargo, un ejercitó

carácter preventivo que neutra-

Tamin que dirigió a su herma-

a

su

2


Uclés 1108. La batalla no deseada.

MADINAT UKLIS. La antigua Madintat Uklis tiene un origen romano en una aldea llamada Pagus Oculensis. En el año 874 la llamada Kura de Santaver mudó la capital de la antigua Ercavica romana a la actual Uclés, al convertirla al—Fath Musa B. Dil Num en la capital de unos dominios no siempre bien avenidos con los emires y califas de Córdoba. Este sería el fundador de un linaje que gobernaría mas tarde el reino Taifa de Toledo. La medina se extendía en el mismo solar que ocupa la población de hoy en día. Las fuentes islámicas destacaban su mezquita por la longitud y ancho de las vigas que la cubrían. De su alcazaba lo único que podemos ver hoy en día son restos de estructuras aislados con paramentos pétreos en espina de pez y tapial. Tanto las fortificaciones actuales como el monasterio actual son obra posterior al S. XII.

no a fin de informarle de los

sa, también hermano de Alí y

Mientras, en Toledo,

pormenores de la incursión;

Tamín. El 27 de mayo avista-

los cristianos estaban sobre

junto a esta el Nazm Al Yuman

ron el objetivo, al que no espe-

aviso pues lógicamente ningu-

de Ibn al Qatan, constituyen

raron a ponerle sitio, con un

na fuerza que entrara a sangre

fuentes muchos más precisas y

golpe de mano consiguieron

y fuego en el reino podía pasar

directas que la melodramática

penetrar en el recinto siendo

desapercibida. Alfonso VI el

cronística cristiana.

escasa la resistencia por parte

Bravo con sus 61 años se en-

A principios de mayo

de los musulmanes que allí

contraba ya enfermo y decide

partieron los primeros contin-

habitaban. Respecto a los cris-

delegar nominalmente en su

gentes desde Granada hacia

tianos, estos vieron como ard-

hijo el infante Sancho Alfonsez

Baeza y Jaén, donde se les

ían sus iglesias mientras unos

que por entonces debía tener

unió los cordobeses al mando

pocos consiguieron refugiarse

unos 13 o 14 años – otras

Ibn Abi Rana, después en

en la alcazaba. La fortaleza de

fuentes lo retratan más joven -.

Chinchilla se juntaron con los

la misma y la falta de material

La decisión era la correcta

valencianos y murcianos, estos

adecuado provocaron que los

pues este había sido nombrado

últimos comandados por Aba

invasores no hicieran ni un solo

por su padre gobernador de

Abd Allah Muhammad Ibn Ay-

intento por asaltarla.

Toledo, sin embargo, las res3


Uclés 1108. La batalla no deseada.

ponsabilidades militares reca-

cerca de Tribaldos o tal vez en

erían sobre Alvar Fañez, pues

el actual despoblado de Si-

era buen conocedor del campo

cuendes. Todavía no había

de Uclés que el mismo incor-

amanecido del todo el día 29

poró al reino. Junto a Sancho

de mayo de 1108, cuando los

marchaba su ayo y tutor el con-

dos ejércitos se encontraron

de de Najera García Ordóñez,

frente a frente en alguna llanu-

las milicias de Toledo, Alcalá,

ra cercana a Uclés y habiendo

Calatañazor, las mesnadas de

traspasado el arroyo Bendija.

los condes Garcí Fernández,

El lugar, inexacto todavía, no

EL EMIR ALI IBN YUSUF

Conde Gomecio, Martín Laí-

debía estar demasiado alejado

Nació en Ceuta en el año

nez, García de Cabra, Sancho

de la medina, porque de lo

1084, hijo del emir de los creyentes,

Díaz y Fernando también Díaz.

contrario los almorávides no

Yusuf b. Tasufin y una esclava cris-

Las fuentes musulmanas coin-

hubieran podido terminar el

tiana

ciden en que el la fuerza no

cercado que constituía su últi-

superaría el número de 10.000

ma línea en la batalla que esta-

hombres, y los cálculos actua-

ba por venir.

convertida

al

Islam

como

“Dechado de Belleza” (Faid al Husn). Es curioso pensar que el infante Sancho Alfonsez era hijo de Alfonso VI y la célebre princesa mora Zaida. Su-

les oscilan entre 8000 y 3500

La formación cristiana

bió en el año 1106 al trono teniendo

efectivos según el autor que se

consistía en una única línea de

que someter a parientes rebeldes sin

consulte. No obstante, todos

caballeros pesados y escude-

dificultades. Las fuentes destacan su

ellos coinciden en la ventaja

ros montados más ligeros se-

religiosidad, caridad, inteligencia y

numérica un ejército invasor

guidos de peones. La táctica

conocimientos jurídicos. Su corte

frente a una tropa de frontera

empleada era consecuencia de

estuvo siempre llena de ulemas y

reunida en muy poco tiempo,

la generalización de la lanza de

que marchaba a una simple

carga, que sostenida por jine-

misión de socorro a una plaza

tes con armadura y al galope,

sitiada y sin tener demasiada

pretendía romper la línea ene-

de su reinado marcan el momento

conciencia de lo que se juga-

miga con un brutal impacto. La

mas álgido del poder norteafricano,

ban. Tengamos presente que

ejecución de la carga era su-

sin embargo, la situación le supero

acudían sabiendo que la derro-

mamente complicado pues im-

tras el periodo de esplendor. Tuvo

ta de Consuegra del año 1097

plicaba que cada caballero se

que ver como Alfonso I el Batallador

no modifico un ápice las defen-

mantuviera a la altura de sus

tomaba

sas y líneas de frontera.

compañeros en todo momento,

El

ejército

alfaquíes, que quizá son reflejo a su poco apego por el gobierno del imperio almorávide y sus tendencias ascéticas. Los primeros quince años

definitivamente

Zaragoza,

Alfonso VII el emperador recuperaba Coria y Albalat,

el descontento y

cristiano

algo que solo podía conseguir-

llegó el día 28, sin embargo,

se con mucha disciplina y en-

Tamín fue informado mucho

trenamiento.

esta

y por si fuera ya poco, el creciente

antes por un desertor muslim

técnica los almorávides y anda-

poder de los almohades que comen-

que formaba parte del contin-

lusíes respondían con la flexibi-

zaban a presionar en el Magreb.

gente castellano y convocó su

lidad de sus líneas, dividiendo

Agobiado por todas estas cuestiones,

consejo militar. Allí se decidió

su ejército en divisiones con

terminó sus días enclaustrado en la

salir al encuentro del infante

funciones determinadas, pues

alcazaba de Marrakech donde morir-

que dispuso su campamento

dejaban que las primeras ad-

Frente

a

animaversión de los andalusíes – Córdiba se sublevó en el año 1121-,

ía en el año 1143. 4


Uclés 1108. La batalla no deseada.

sorbieran el golpe de la caba-

bres de Sancho Alfonsez no

reduciéndose el último núcleo

llería mediante infantes ligeros,

debió tardar en producirse y

de defensa. Con él cayeron

mientras las alas compuestas

comenzaron a abandonar el

Huete, Cuenca y Ocaña, y al

por arqueros a caballo proced-

campo de batalla, siendo per-

año siguiente Alfonso VI, con

ían a rodear a todo el ejército

seguidos por los propios al-

un gran dolor pero una enorme

cristiano.

morávides. Alvar Fañez consi-

resistencia

Alvar Fañez procedió a

guió huir pero no la mayoría de

aprestó a resistir la embestida

lanzar a sus castellanos que

los magnates, cuyas cabezas

norteafricana sobre la misma

según el propio Tamin corrían

formaron parte del montículo

Toledo.

“hacia el que les anunciaba la

artificial en el que Tamin se

aguardaba y un siempre tenaz

muerte

subió al día siguiente para ce-

Alvar Fañez resistió al emir Alí

lebrar su victoria.

Ibn Yusuf. Sin embargo Tala-

con

escudos

como

montículos y con lanzas como

psicológica,

Murió

mientras

se

la

mástiles, como si echasen ra-

La cronística cristiana

vera apenas aguantó dos días,

mas a los lados, y como si es-

ha querido dibujar el final de

y en 1110 los almorávides con-

tuvieran encerrados en hierro”.

García Ordoñez perdiendo par-

siguieron entrar en Zaragoza,

Se oponían a ellos una van-

tes su cuerpo para proteger a

lo cual, demostró lo acertado

guardia integrada por cordobe-

su ahijado el infante Sancho.

que resultó la estrategia de

ses, murcianos y valencianos

Sin embargo, al Qatan relata

ataque sobre la medina de

en las alas, y el centro y la za-

como este ultimo consiguió

Uclés. En realidad, la acción

ga con el mencionado cercado

llegar hasta el castillo de Be-

desbordó las previsiones más

- donde estaba el gobernador

linchón donde mudéjares enva-

optimistas, pues una batalla no

de Granada - conformado por

lentonados con el triunfo al-

esperada por nadie había com-

los almorávides con sus carac-

morávide le dieron muerte. Es-

prometido el futuro de los rein-

terísticos velos cubriéndoles la

ta versión viene confirmada por

os de Castilla y León. Sin suce-

cara. Como era esperar el con-

la carta de Tamin que entre los

sor, el reino se sumió en un

tingente cordobés de primera

muertos importantes referidos

periodo de conflictos hasta que

línea cedió al empuje de los

no figura la del hijo del rey, ya

Alfonso Raimundez, nieto de

jinetes enlorigados cristianos.

que probablemente desconocía

Alfonso VI, logró ser Alfonso

Según algunos testimonios no

su suerte en el momento de su

VII el Emperador en el año

se produjo una desbandada

redacción. El asesinato tuvo

1126. Solo las campañas de

general sino retrocedieron or-

lugar el día 30 de mayo, fecha

Alfonso

denadamente hasta el centro

que recoge los anales toleda-

Aragón consiguieron impedir

musulmán, momento en que

nos y que ha llevado a confun-

que la expansión almorávide

produjo el movimiento de las

dirla con el mismo día de la

fuera mayor, y además, la falta

alas cuyos arqueros a caballo

batalla.

de un heredero reconocido

I el

Batallador

de

asaltaron primero el campa-

El ejército musulmán

hizo que Portugal acabará ob-

mento del infante Sancho. Tras

tras celebrar su triunfo proce-

teniendo su independencia de

esto volvieron sobre sus pasos

dió a realizar un repliegue fingi-

mano del rey Alfonso Enriques,

y cayeron sobre la retaguardia

do que surtió su efecto, pues

que también era nieto del pro-

castellana cuyas fuerzas ya se

los defensores de la alcazaba

pio Alfonso VI.

encontraban

La

de Uclés salieron en su perse-

desmoralización de los hom-

cución, siendo derrotados y

exhaustas.

5


UCLES 1108, La Batalla no Deseada  

Artículo de divulgación inédito que muestra los preparativos, desarrollo y consecuencias de la Batalla de Uclés, donde pereció la el infante...

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you