Issuu on Google+

TANGANANICA TANGANANÁ

1


Antología de poemas

ANTOLOGIA LITERARIA

TANGANANICA TANGANANÁ

MATERIA: LITERATURA GRADO: 2.-

GRUPO: ”A”

CICLO ESCOLAR: 2013 – 2014 MAESTRO: VICTOR GUTIERREZ VAZQUEZ

INTEGRANTES DE EL EQUIPO: MARIANO CABRERA CRUZ BIAANI MATUS RIOS VALERIA VEGA COUTIÑO JUAN FRANCISCO VELAZQUEZ MARTINEZ (PANCHO) MARIA DE LOURDES ZARATE SANTIAGO (LULÚ)

2


TANGANANICA TANGANANÁ

DEDICATORIAS: MARIANO: A mi abuelo BIAANI:

Dedico estas letras a todos los que se han dado

el sencillo y fervoroso placer de descubrirme. A los que me han amado sin medida y a los que he amado con locura. En especial a G.R, que aunque no se entere, desde allá lejos me mantiene viva. VALERIA: A mi mamá, porque ante cualquier circunstancia siempre esta conmigo apoyándome incondicionalmente… y a mi Bebé, por las fuerzas que me ha dado para esta vida y por un incierto pero buen futuro que espero toque a la puerta. PANCHO: A mi ángel caído, con alas de derrota y lágrimas de suspiro, a ese hermoso ángel que me cuida y me protege, a ese que me leyó el destino en versos nobles y desafinados. Al que yo amo. LULÚ: A mis hermanos Paola y José Manuel; que ven más haya de la vida

3


Antología de poemas

POEMAS DE MARIANO Maldita y hostil luna Es la situación que me consume. Cuenta la historia de amor Tenerte tan cerca y no poder tocarte negados prohibidos por… Llenarme de ansiedad ardida seca luna y hostil mirándome Como un león en busca de su presa espero tocarte y robarte Llamas mis ojos al caminar Mi piel te busca a voluntad Camino hacia ti y sonrió Me das placer sin saberlo Es claro lo que sientes por mi Como niegas hundiendo ese amor Encerrándolo en un universo Que explota al mirarte Soy el viento despeinándote El sol calentándote El tiempo abrazándote No dejes de buscarme

4


TANGANANICA TANGANANÁ

Fantasma Como un fantasma floto en el vacío de tus ojos Traspasando tu moral, estallando en libertad A veces no entiendo tus manos, a veces la impotencia me termina Se que este mundo es de humanos, pero es todo lo que no existe Me encanta que nadie me vea y me encanta ver a todos Puedo tocar mi corazón y puedo dormir en tus labios Floto en tus sueños, te robo los miedos Pudriéndome continuo protegiendo tu vida Te veo desde lejos, desde tu reflejo Visiones de guerreros creándote en mi tiempo Estamos en dos universos distintos.

5


Antología de poemas

Remolino Estoy temblando dentro de un remolino Perdido en el tiempo Hundido en tu silencio Entumido en el cendero Aléjate de mi cabeza Sal de mi sangre Saca tu humor de mi alma Piérdeme en la realidad Soy duro como el trueno Solo ruedo por el mundo Vagando en lugares perdidos Te veo dormida en una tumba Mi piel se separa de ti Una célula grita tu nombre Y mi sangre se evapora Iluminas mi sendero de ilusión

6


TANGANANICA TANGANANÁ

Atácame Despierto de tus sueños Me alejo de tu reino Me escondo en tus senos Derrumbo tu silencio Mis ojos se revientan Mis manos se calientan Mi alma se prepara La fe se desvanece Crees que puedes contra mi Una flor no le gana al frio El miedo solo es un ladrón Que nos seca la piel Atácame no te pares Demuéleme, destrózame con rabia Llena mi alma de vida.

7


Antología de poemas

Nunca te doblaras Nunca nos fijamos que los buitres también lloran Nunca nos fijamos en la risa de los sapos Que los osos escapan de la tierra en pleno invierno Los delfines del desierto bailan en luna llena Nunca nos fijamos que las luciérnagas hablaban En la soledad de la estratosfera brillaban Que los lobos se mueren cuando no pueden hablar Que las mariposas resultaron ser fantasmas Pero tu siempre estas ahí tan libre como el león, Tan firme como el sol, nunca te doblaras.

8


TANGANANICA TANGANANÁ

POEMAS DE BIAANI En especial a G.R, que aunque no se entere, desde allá lejos me mantiene viva.

Lujuria cósmica. Platiqué con tu espíritu, lo encontré recorriendo las alcantarillas de esa enorme ciudad. Me perdí en tu universo de noches fugaces y días extraños,

Yo podría navegar el mundo y buscarte entre las aguas más oscuras. Bajo la luna, caimanes de seda nos seguirían.

No sé a qué sabe la libertad, La gente del país de las nubes ha embotellado mis sueños. Me estoy extinguiendo. Pero no como se extinguen las especies. Me extingo como se extingue el humo con el viento.

9


Antología de poemas

Estoy luchando en el desierto del olvido, junto a monstruos malditos, por un poco de piedad. ¡Piedad, por favor! Rogad por ésta pobre, pobre alma desdeñada.

Bestia astral, no me abandones. Ven y bésame; rosa tus labios con los míos, acompáñame esta noche en que apenas comienza la soledad. No me pierdas entre las calles de la capital.

Viajaron los astros por tu cuello todos revoltosos, tus rayos de sol iluminan mi rostro matutino, tus gotas de lluvia me abrazan en la soledad.

Llegas con los vientos del sur tu ser recorre distancias sorprendentes para estar junto a mí. Porque la vida es vida y tú eres aire. La luna me robó los suspiros más profundos que guardaba para ti.

10


TANGANANICA TANGANANÁ

¿Cuánta ausencia estamos dispuestos a esperar? Estrella mía, ilumíname un rato, mándame un beso largo, Que tu aliento recorra los centenares de kilómetros que no podemos recorrer nosotros.

Desde que tengo noción de ti, los gatos no han dejado de esperarte en la puerta, ya no duermen, ni comen, han olvidado sus almas en el ombligo del universo. Cualquier parecido con la coincidencia es pura realidad.

Así eres, ave melancólica, viajero del tiempo. Desgarradora nostalgia de mi corazón. Desde donde estoy.

11


Antología de poemas

Querido, He tenido que atravesar el continente entero para encontrarte, En noches negras los fantasmas hambrientos han sido mis compañeros, Durante los días soleados he tenido que convertirme en ave.

Cuando jadeante e indecisa me encuentro por no avanzar más, miro tus ojos, Mi cielo constante, Y es ese instante en que los kilómetros son acortados.

Pudo ser que los frascos de viento que mandé no hayan llegado con prisa Y he tenido que ver cómo los perros corren tras los autos en países como Guatemala. He tenido que pasar por Panamá, -Y no hay nada más triste, amor mío,- que la nostalgia que abraza esas ciudades. Pero esto no es una queja, ni un reproche, Esto es mi manera de decir "Espera", 12


TANGANANICA TANGANANÁ

Porque yo no me he cansado lo suficiente como para olvidarte. Sólo restan los años, Tenemos que estar solos, moribundos, rotos, lejanos, Pero valdrá la pena, valdrá la vida, Y cuando roses querido, cuando roses tus manos sobre mí; Valdrá la muerte, Y cuando haya valido la muerte, Sabré que es hora de despertar.

En la oscuridad mi soledad es más... En la oscuridad los monstruos no parecen feos, lo tenebroso no siempre ha de ser la soledad, en pocas ocasiones el tenue sonido te reanima. Los escarabajos trepan por la cama, de cansancio se detienen sobre mi almohada, me cuentan sus secretos más profundos, sus anhelos y pesares; ¡Esos pobres animales! A veces imagino que sólo me ocupan para desahogarse, 13


Antología de poemas

para evadir las tinieblas y compartir la locura, porqué ¿Qué es la madrugada cuando uno está sólo? Ausente y derrotada he de estar en infinitas ocasiones, recibiendo la ovación más grande de la habitación, puedo notar que los grillos van a mi compás, ... ahora los insectos y yo somos compañeros. Me han dicho las libélulas que el verdadero demonio está en mí, Definitivamente jamás lo dudé, yo lo soy. Uno puede dudar de los ratones, los sapos, hasta se las cucarachas, pero nunca de una libélula. No sé cómo ahora son las 3:45 am, estoy en mi habitación en compañía de asombrosos insectos, la lluvia torrencial nos toca el mejor son de esta noche... No puedo permitirme encender las luces, las luciérnagas son más bellas a oscuras, no quiero mirar los espejos, tétrico es el reflejo. Puede que desaparezca de repente, y en lo alto de un árbol encuentren mi mente, es que las arañas no han dejado de torturarme, 14


TANGANANICA TANGANANÁ

no puedo parar de gritar y quemarme. He dejado las ventanas abiertas para que la lluvia, junto con los espíritus que deseen, puedan acompañarme esta noche, haciendo menos mi reproche hacia la oscura desolación.

Estos casos Es domingo: El día muerto… desalineado… Y yo; Yo retumbo sobre la ciudad; Me trepo en los árboles y sacudo sus hojas. Hago balancear tu cabello y elevo tus vestidos. Es domingo: El día medio muerto y desalineado. Yo retumbo sobre la ciudad; Me trepo sobre los árboles y sacudo sus hojas. Hago balancear tu cabello, Y sutilmente tus vestidos elevo.

15


Antología de poemas

Esperando la neblina.

Allí bajo tus párpados, Donde escondes tus sueños, Allí es donde te quiero.

En tu mejor lugar; Sagrado y guardado edén terrenal. Eres maravilla, compañero. Eres mi lugar más bello, Y allá en el cielo, Nada se compara a ti. Cuando eres aire todo es más fácil. Pobre de aquellos que no te han conocido. Los que no han sido iluminados por tu resplandor; Han de ser tan infelices.

16


TANGANANICA TANGANANÁ

No sé cómo son las flores en Marte.

El tiempo se me ha estado agotando. A veces los amigos no son lo que se espera, Y morder nubes no siempre alivia las penas. En los cabellos de los árboles, Peiné nuestra historia. Sembré sueños, para cosechar.

Hay dificultades en este sitio. Es como si las flores no pudiesen ser bellas, El canto de los pájaros es mudo.

Nunca sabré cómo son las florecillas en este lugar. Al final estos mares sólo guardan melancolía. Después de todo lo vivido, No hay otro lugar en el cual hubiese preferido estar.

17


Antología de poemas

POEMAS DE VALERIA

TRISTE HISTORIA Solo de nuevo, sin nadie en quien confiar, ni siquiera con quien hablar, como aprender a amar de esta forma, como si a cada intento que hago me rechazaran, de donde se pretende que yo saque tanta fuerza, como negar que sufro, como olvidar todas las heridas que cubren mi alma, como seguir sonriendo, de que manera aprendo a no sentir, estoy seguro de que no olvidare ni siquiera la mas mínima lagrima que derramé por causa del amor, de mis malas decisiones, de mis fracasos y desiluciones. Olvidar, que fácil decirlo, que fácil es cuando se ha logrado una vez, pero mientras tanto seguiré tratando de no sufrir… NO ES FÁCIL Que triste fue tu partida, jamás me imaginé que existiera tal dolor, pero cuando lo sientes, tu mundo se vuelve negro, sin color alguno. Después de estos meses, aun no logro superarlo y me martirizo día a día, por mas que quiera estar de buen humor, alegre, disfrutando de la futura llegada de este angelito, no puedo… no es fácil levantarse cada mañana y saber que no estarás aquí conmigo, con 18


TANGANANICA TANGANANÁ

nosotros. No es fácil sonreír cuando solo tu eras el motivo, no es fácil caminar sabiendo que ya no vas tu a mi lado, no es fácil soñar si tu no estas en mis sueños… Ódiame tanto como yo me odio, desea mi muerte tanto como yo la deseo , maldice mi alma tanto como yo la maldigo, deséame mil desgracias como yo las deseo, lastima mi corazón como yo lo eh lastimado, mata mis iluciones si es que alguna encuentras, sepulta mi felicidad tal y como yo lo hice, ya no hay sentido en que lo pida, pero: Lléname de tristeza, tanto como yo me eh llenado… RECUERDOS Cada vez que te recuerdo trato de que solo sea de los buenos momentos, todos los que pasamos, todas las travesuras, las aventuras vividas, los detalles menos importantes que me decían que eras un caballero con brillante armadura. Pero esos hermosos recuerdos también lastiman, y mucho… no te fuiste, te arrebataron de mi vida, te alejaron sin compasión alguna, sin pensar en los daños que esto causaría, sin pensar en el dolor y el sufrimiento. Y si yo estoy así, ¿Cómo estarás tu?

19


Antología de poemas

DESTINO DESPRCIABLE Para que tener ambiciones, pensar en donde te gustaría vivir, pensar en cuantos hijos se quiere tener, si la vida es tan engañosa que por mas que queramos hacernos una idea de nuestro futuro todo termina al revés, tu te idealizas algo y el destino de encarga de restregar te en la cara que jamás lograras tus ideales.

20


TANGANANICA TANGANANÁ

POEMAS DE PANCHO !Que triste¡ !Que triste¡, es amarte y no tenerte, mirarte y no sentirte, odiarte y no poder olvidarte. !Que triste¡, se ha vuelto el soñar contigo y despertar, morir y no morir. !Que triste¡, que te ame y no lo sepas, que te necesite y no me quieras. !Que triste¡, tu mirada cuando me miras, el sol cuando no estas. !Que triste¡, sufrir sin que tu te enteres, la lluvia si no la ves. !Que triste¡, mis sueños inalcanzables, mis noches sin dormir. !Que triste¡, la vida sin ilusiones. !Que triste¡ es vivir sin ti.

Tú Eres mi vida y mi muerte,Mi sol y mi sombra, Mi amor imposible y mi más grande historia, 21


Antología de poemas

Mi guerrera imparable y la más frágil rosa. Un deseo pasajero y el infinito anhelo. La mujer que no tengo, mi amiga, mi señora, El dolor de mi alma, el alivio a mi cuerpo, Un soneto olvidado, un poema completo, La caricia más tierna, el golpe más fiero, El amor de mi vida. No eres nada, no te tengo.

Autora de sueños Tomaste lo que me daba vida, y te convertiste en ello, como una locura tal vez, pero al final de cuentas mi sueño, mi ser, mi sentir,como lograte tal cosa, hasta donde te deje llegar, es increible que seas la autora de mis sueños, mi más hermoso soñar, que se pierda el mundo entero no me importa, si estoy junto a ti. Que me odie y me desprecie la gente, lo soportare siempre y cuando te tenga junto a mi, y si me encierro en mis sueños, que hermoso, que bello, pues ahi tu me amas como yo te amo a ti.

22


TANGANANICA TANGANANÁ

Tú, mi esposa No se prescindir de tu sonrisa, porque le enseñe a mis ojos a amarla y a buscarla, a mi mente le enseñe a recordarla y corregirla, a mi yo, a cuidarla y producirla. Con la sonrisa que portas, no hay otra cosa que yo pida, con eso me bastaría para sobrevivir a los desastres de la vida. Aun estando en silencio, tu sonrisa me dice mil cosas, como que; aunque no me ames no dejarías de ser mi esposa, porque te quiero y con eso basta, porque te amo y que más da. Deja que el mundo diga lo que tenga que decir, que nos juzgue la gente si nos tiene que juzgar, mientras tú mi amada estés conmigo el paraíso se puede incendiar. Que si me gusta el romance, que si te gusta el dolor, nos guste lo que nos guste, nos ha de gustar a los dos, porque eres mi esposa y mi dueña, y yo soy tu fulgor. Si la gente nos mira y se admira por nuestra corta edad, piensa que es una mentira y una total falsedad, pero tu sabes cariño, que lo que escribo lo digo, y todo puede pasar. Así se niegue el destino, la vida o la divinidad, yo te amo, y tu me amas que más se debe necesitar.

23


Antología de poemas

Casi Hoy mirabas hacia el olvido, cuando llegue a abrazarte, te tape los ojos, y me sentí tan tuyo, tan libre de hacer de ti lo que yo quisiera, tan poderoso, tan imparable, que me dejo de importar por un minuto el hecho de que solo fuéramos amigos, y te quise tener así por el resto de mis suspiros, me miraste sin saber a quien veías, no supiste que hacer ni que decir, solo me dejaste sentirte mía, como olvidar ese momento, no se puede dejar pasar tal alegría, al fin te dejaste llevar y casi... Casi fuiste mía.

A tus ojos tristes Los odio y los quiero A tus ojos tristes, a ellos le doy el poder se ser mis dueños, la gracia de controlarme y tristemente la libertad de no amarme, tiñendo de negro mi semblante, acaban por ser

24


TANGANANICA TANGANANÁ

más que una pesadilla y ahogan mis gritos de esperanza. Seré amado por tus ojos tristes, por los que me he roto el alma pedazo a pedazo, por los que he llorado sin encontrar consuelo alguno en tu hombro, que me han visto sufrir sin inmutarse si quiera. Malditos sean tus ojos tristes, que me obligan a quererte, que no lloran y no sufren, tristes tristes tristes malditos ojos tristes.

25


Antología de poemas

POEMAS DE LULÚ A mi hermano Mi guerrero invencible. El soldado que en todo momento me protege. Aquel que siempre me consiente con besos y abrazos, mi mayor consuelo de todas las batallas, Es el mejor amigo inigualable Y un gran encanto de la vida. El que posee un inmenso corazón, de hermosos gestos, caricias y cantos. El celoso, que con sus ojos vigila mis hechos. No me hace falta el cielo si lo tengo a él, Y me basta solamente dos o tres segundos de ternura con mi amor. Un buen amigo Un inseparable y cariñoso perro, que era más que una mascota. El compañero de todos, que nos entendía curiosamente. 26


TANGANANICA TANGANANÁ

Juntos sin causarse ningún daño, más que el de puro cariño. Un fiel y defensor amigo, que ahora lloro su partida, cuando nos dio su cariño sincero, y que siempre se sintió su compañía. A quien cuidamos y mimamos desde pequeños, Y que nos recibió con mucha alegría, como si hubiéramos estado ausentes por mucho tiempo. Aquel amigo único que vivió con nosotros días de tristeza, de alegría. Siempre estará en nuestros mejores recuerdos, no hay nada como un buen amigo en soledad. Día cualquiera Las soledad es mi compañía, mientras anhelo días de sombras, pero vivo en lo que pertenezco, en lo insípido y me pierdo. Tal vez la cuestión es que no quiero salir, salir de mi burbuja de insolación; 27


Antología de poemas

pensaré en asomar mi vida en lo real. ¿Seguiré existiendo? El tiempo transcurre, y yo hambrienta de saber más, ¿qué me estará esperando? La realidad es mi enemiga, que jamás pisaré.

La esperanza ¿Qué pasó con la felicidad? Ayer que pasaba por tus ojos notaba una luz de alegría, Y hoy no hay más que ordinarias miradas. Te conozco como si mi cuerpo viviera en el tuyo. ¿Qué sabrás tú de mi? Tu vida no da más que vueltas que en lo etéreo de la falsedad Tu aliento no me da más que un susurro ingrato. Que a mitad de tu cuerpo la posesión del océano se detiene He aquí mi esperanza, en tiempo de abismos. Y te espero, como para saber que nunca llegarás.

28


TANGANANICA TANGANANÁ

Para que fluya el olvido Todo representa el olvido Crecer juntos Sitios de ruinas donde soy La distancia de hace vieja. El camino de aromas el silencio nos recorre. Desnudo el espíritu de la voluntad y un eco ausente devuelve tu historia. Madrugada, me regresas el silencio pero no el cuerpo que recibo. Llueven cascajos y astillas de insomnio, se detiene la máscara enmohecida de las plegarias para que fluya el olvido con su sonrisa de piedad.

29


ANTOLOGIA DE POEMAS. BACH. A. IXTALTEPEC