Page 1

La lengua y los hablantes Raúl Ávila Lengua y habla Toda lengua es un código constituido por un sistema de signos que se utilizan para producir mensajes y un sistema de fonemas con los cuales se forman los signos. Las reglas del juego La comunicación lingüística también tiene un código al que se llama usualmente “lengua”. El mensaje, la realización concreta del código, se conoce también como “habla”. Todo hablante normal tiene en su cerebro una gramática perfecta que aplica cuando se comunica lingüísticamente. Tener un conocimiento inconsciente de la gramática solo significa que no podemos dar expresiones sobre determinadas reglas gramaticales si nos la piden. Podemos utilizar nuestra lengua como lo deseemos, podemos repetir lo que aprendimos de nuestros maestros o inventar nuevas expresiones; podemos decir verdades o mentiras, ser sinceros o falsos, precisos o imprecisos. La lengua puede considerarse como un conjunto de imposiciones pero también y quizá mejor, como un “conjunto de libertades” puesto que admite infinitas realizaciones y solo exige que se afecten las condiciones funcionales del instrumento lingüístico. Relaciones paradigmáticas y sigmaticas La producción de un mensaje supone un proceso de selección y combinación. En otros términos cuando hablamos seleccionamos del código con los elementos que necesitamos para nuestras finalidades comunicativas y, de acuerdo con las reglas las combinamos en una secuencia lineal para producir el mensaje deseado. Así como en la expresión: Julio compra pan. A cada serie se le llama en lingüística “paradigma” y a cada combinación “sintagma”. El sintagma es para un elemento dado, su contexto. El código lingüístico supone un conjunto de paradigmas y uno de reglas que nos indican como se combinan los elementos para formar sintagmas en el habla.

2 la lengua y los hablantes  
2 la lengua y los hablantes  
Advertisement