Page 47

gracia del asunto es que gran parte de lo que se repartía eran tierras «por descubrir». LAS CUENTAS DEL GRAN CAPITÁN Gonzalo Fernández de Córdoba (Montilla 1453 - Granada 1515) conocido como el «Gran Capitán», hizo tantos méritos guerreros para los Reyes Católicos que fue acaparando títulos (y lo que de ellos colgaba): Duque de Santaelo, Duque de Terranova, Marqués de Bitonta, Duque de Sessa y Virrey de Nápoles. Pero este último virreinato le fue retirado por Fernando el Católico que le exigió que rindiese cuentas. Y las cuentas de Gonzalo, con grandes números, son las míticas «cuentas del Gran Capitán», expresión que aún hoy se utiliza para calificar contabilidades con grandes números. Por eso vale la pena repasar las cuentas originales: 200.736.- ducados y nueve reales en Frailes, Monjas y Pobres para que rogasen a Dios por la prosperidad de las armas Españolas. 100.000.000.- ducados en picos, palas y azadones. 100.000.- ducados en pólvora y balas. 10.000.- ducados en guantes perfumados para preservar a las tropas del mal olor de los cadáveres enemigos tendidos en el campo de batalla. 170.000.- ducados en poner y renovar campanas destruidas con el uso continuo de repicar todos los días por nuevas victorias conseguidas sobre el enemigo. 50.000.- ducados en Aguardientes para la Tropa un día de combate. 1.500.000.- ducados para mantener prisiones y heridos. 1.000.000.- ducados en misas de gracias y Te-Deum al Todopoderoso.

Profile for Sergio Rubio Pizzorno

El club de la hipotenusa - Claudi Alsina  

El club de la hipotenusa - Claudi Alsina  

Advertisement