Issuu on Google+

EL PA REV PEL D OL E LA UC IÓN MU FRA JER E NC N LA ESA REVISTA DE

HISTORIA www.cliorevista.com AÑO 15 - NÚMERO 180 4,00 €

CAMBISES Y EL EJÉRCITO ENGULLIDO POR EL DESIERTO LA BATALLA POR EL AGUA PESADA LA EXPEDICIÓN ESPAÑOLA CONTRA LA VIRUELA EL TESORO VISIGODO DEL REY SALOMÓN GLADIADORES ROMANOS CIENCIA E HISTORIA

100 AÑOS DEL BOEING EL AMANECER DE LA AVIACIÓN

. MÁS.. Y ADE OR

SO P SU PA RRAMA A GUAD TALLA DE A Y LA B OSIERRA SOM

LA AVENTURA ESPAÑOLA DE

NAPOLEÓN


( Editorial) e l pa sa d o presente DIRECTORA: MarĂ­a Lorente lorente@mcediciones.com MAQUETACIĂ“N: Laura GonzĂĄlez COLABORADORES Blanca Ramos, Mario JimĂŠnez, Daniela JimĂŠnez, Manel Montes, Jorge Munnshe, Javier MartĂ­nez-Pinna

MarĂ­a Lorente Directora CLĂ?O

ASESORES Ă ngel SĂĄnchez Crespo, Sandra Ferrer, Manuel J. Prieto, Pedro Gargantilla, MarĂ­a Engracia MuĂąoz-Santos DIRECTOR COMERCIAL Juan RamĂłn Cabarrocas pubclio@mcediciones.com Avda. Diagonal, 357. 1ÂŞ planta. Oficinas 1 y 2. 08037 Barcelona. Tel.: 93 254 12 50 Fax: 93 254 12 63

Editorial El p a s a d o o c u l to

T

EDITA

Editora Susana Cadena Gerente Jordi Fuertes RedacciĂłn, AdministraciĂłn y Departamento de Publicidad Avda. Diagonal, 357. 1ÂŞ planta. Oficinas 1 y 2. 08037 Barcelona. Tel.: 93 254 12 50 Fax: 93 254 12 63 2ÂżFLQDHQ0DGULG &2UHQVHÂ?SODQWD2ÂżFLQD 28020 Madrid Tel. 91 279 67 72 DISTRIBUYE GRUPO DISTRIBUCIĂ“N EDITORIAL REVISTAS, S.L. C/ De la Agricultura, D-10. Parque empresarial. 11407 Jerez de la Frontera (CĂĄdiz) Tel.: 902 54 89 99 IMPRIME GIESA Tel.: 93 415 07 99 Sobreprecio para Canarias 0,15 â‚Ź ISSN 1579-3532 DepĂłsito Legal D.L.B. 43172-2001 10/16

La publicaciĂłn no se hace responsable de las opiniones expresadas por los autores de los artĂ­culos. Esta revista ha recibido una ayuda de la DirecciĂłn General del Libro, Archivos y Bibliotecas para su difusiĂłn en bibliotecas, centros culturales y universidades de EspaĂąa, para la totalidad de los nĂşmeros del aĂąo.

odos conocemos la Historia a grandes rasgos. Los hechos relevantes que nos han enseĂąado en el colegio cuando ĂŠramos pequeĂąos, y no tan pequeĂąos. Pero quĂŠ fue lo que motivĂł que los acontecimientos que han marcado nuestro devenir se produjeran asĂ­ y no de otro modo. La respuesta a esta cuestiĂłn estĂĄ en los pequeĂąos sucesos que a veces han quedado soterrados por el tiempo. En este nĂşmero nos hemos propuesto descubrir algunos de los hechos mĂĄs curiosos y sorprendentes que han conseguido marcar un antes y un despuĂŠs en los acontecimientos mĂĄs relevantes de nuestra Historia. Desde el paso de NapoleĂłn por la sierra espaĂąola de Guadarrama al descabellado intento de Cambises II por cruzar el Gran Mar de Arena, que acabĂł sepultando a todo su ejĂŠrcito en el desierto y dar el pistoletazo de salida a un mito en el que la realidad se funde con la leyenda. Pero como decĂ­a mi padre, “toda buena historia empieza en forma de leyendaâ€?... Nuestro objetivo es desentraĂąar cuĂĄnto hay de cada una y hallar las huellas de nuestro pasado. Empezamos nuestro viaje.

CLĂ?O

3


6

10

30

60

40

64


18

(El sumario) 3

Editorial

ACTUALIDAD 6 10

Foto histórica. La HISTORIA DE LONDRES bajo el subsuelo de la ciudad Actualidad HISTÓRICA

DOSSIER: EN PORTADA 18 NAPOLEÓN en la sierra de Guadarrama 30 El papel de la MUJER en la REVOLUCIÓN FRANCESA

PASADO CON LEYENDA 40 Balmis y la REAL EXPEDICIÓN FILANTRÓPICA DE la viruela 48 ÉMILE DU CHÂTELET. La marquesa científica

52

CIVILIZACIONES ANTIGUAS GLADIADORES ROMANOS. La historia de sus espectáculos 60 Noticias de Egipto 64 CAMBISES y el ejército engullido por el desierto 52

CIENCIA E HISTORIA 74 La batalla por el AGUA PESADA 84 100 años del BOEING. El amanecer

48

de la aviación

SECCIONES

74

84

88 El personaje del mes: REY SALOMÓN 92 Libros HISTÓRICOS 98 Entrevista a Andrés Pascual

88

5


FOTO histórica

La historia de Londres bajo el subsuelo de la ciudad veces las obras de remodelación de una ciudad dejan el pasado al descubierto. Y es que si hablamos de una urbe tan antigua como la de Londres es fácil imaginar que bajo su subsuelo existen muy variados vestigios de su historia que, en algunos casos, pueden ayudarnos a completar el puzle de su legado. Esto es precisamente lo que pretenden conseguir las imágenes que aquí presentamos, que solo son una muestra de los muchos descubrimientos arqueológicos que se han producido como fruto de las actuales obras que se

A

han realizado para mejorar las instalaciones de la ciudad, como es la remodelación del metro de Londres, el acondicionamiento de un nuevo hotel, la construcción de un túnel que uniera la ciudad de este a oeste... Sea cual fuera su finalidad, lo cierto es que han aportado evidencias de diferentes épocas que dejan patente el devenir de Londres durante la Edad de Piedra, la época romana, la Edad Media, la aparición de la Peste Negra y hasta el gobierno de la reina Victoria.

POR DANIELA JIMÉNEZ

ÉPOCA ROMANA Los arqueólogos desenterraron cráneos de la época romana cerca de la estación de Liverpool Street. Los huesos habían ido a parar a un canal fluvial, lo que explica que muchos de ellos fueran hallados con cantos rodados en las cuencas oculares. Algo que, en un principio, suscitó más de una cuestión hasta que se consiguió encontrar una respuesta plausible a los interrogantes que plantearon. Estos restos fueron enterrados hace unos 1.900 años.


DESDE LA EDAD DE PIEDRA A LA ACTUAL UN ANTIGUO CAMPOSANTO Estos son los restos de una lápida, perteneciente a una de las víctimas de la peste de 1665. Cementerio de Bedlam.

Después de una jornada laboral, los usuarios del metro bajan por las escaleras de la estación de Piccadilly Circus, una de las más transitadas al encontrarse en pleno corazón de Londres. Lo que pocos saben es que unas obras de construcción de una nueva línea de metro dejaron al descubierto miles de piezas arqueológicas que narran la historia de la ciudad desde la Edad de Piedra hasta nuestros días.

PESTE NEGRA Sin duda, esta fue una de las enfermedades más mortales a las que se ha tenido que enfrentar la ciudad de Londres a lo largo de su historia. Se calcula que la mitad de la población murió a causa de esta pandemia de entre los años 1348 y 1350. Entre las víctimas estaban los dueños de estos esqueletos, desenterrados en las cercanías de Charterhouse Square.

CLÍO

7


FOTO histórica

LA BRITANIA ROMANA En 2013, las obras de un nuevo hotel, sacaron a la luz viejos vestigios de la ciudad. Los arqueólogos descubrieron una de las esculturas mejor conservadas de la Britania romana. En ella se puede contemplar una culebra que se retuerce en las garras de un águila. No se descarta la posibilidad de que esta estatua sirviera para adornar el mausoleo de un alto cargo de la ciudad.

VESTIGIOS VICTORIANOS Este plato de porcelana conmemora la coronación de la reina Victoria en 1838 y fue hallado durante los trabajos de remodelación de la ciudad.

EL LONDRES MEDIEVAL Las obras que se llevaron a cabo junto a la estación de Farringdon dejaron al descubierto algunas de las partes más antiguas del Londres medieval. Entre los restos se encontraron varios esqueletos de víctimas de la peste inhumadas en la zona. Lo más interesantes de estas es que revelan que ya entonces la ciudad atraía a gentes venidas de muy lejos.

8

CLÍO


UN NUEVO CAMINO EN EL SUBSUELO Desde que empezó la construcción de este túnel, que pretende unir Londres de este a oeste, en 2009, los 42 km de túneles escabados por la tunealadora y las más de 40 zonas de obras han sacado a la luz miles de piezas arqueológicas que dan fe de lo ocurrido en la ciudad en los últimos 70.000 años.

PERFUMES DE OTRO MUNDO

PIEZAS ÚNICAS... Y MUY PECULIARES

Este frasco de perfume, encontrado mientras se realizaban trabajos de remodelación en Londres, data del siglo XIII y procede de Oriente Próximo.

En la excavación llevada a cabo en el Rose Theatre, coetáneo al de Shakespeare se, descubrió una caja de caudales y bala de cañón (que se hacía rodar para simular el sonido de un trueno).

CLÍO

9


NOTICIAS de Historia POR DANIELA JIMÉNEZ

La Gran Purga pudo no ser ideada por Stalin S in duda, uno de los episodios más devastadores del siglo XX que tuvieron lugar en la desaparecida Unión Soviética. Se trata del que se produjo entre 1936 y 1938, cuando el régimen soviético ejecutó a 750.000 ciudadanos y condenó a más de un millón a trabajos forzados. Es quizá la campaña de represión más sangrienta de la Historia y, como ocurre con gran parte de la historia soviética, la opacidad del régimen impide conocer con seguridad los entresijos de esta Gran Purga. Durante muchos años ha prevalecido la teoría de que el objetivo primordial de esta limpieza realizada sobre la disidencia era la iniciativa individualista de Stalin, que pretendía consolidar su poder de este modo. Sin embargo, un nuevo libro de James Harris, uno de los mayores expertos en Historia soviética, matiza esta hipótesis, restando importancia al 10

CLÍO

papel de Stalin y otorgando una mayor responsabilidad al resto de la organización soviética. Se trata de The Great Fear (OUP Oxford). Según la tesis que propone Harris, la purga que tuvo lugar en esos años no tenía como objetivo principal allanar el camino de Stalin, sino que con ella el Estado intentaba detener cualquier posible revolución interna o invasión externa. La situación en la URSS a mediados de los años 30 era complicada. A pe-

sar de haber vencido en la Guerra Civil, los bolcheviques eran conscientes de que les resultaría muy complicado controlar un país dividido, por lo que desarrollaron potentes sistemas de espionaje y control que en muchos casos no funcionaban. Campesinos ricos, grupos étnicos y nacionalistas, oficiales del ejército y antiguos opositores que pensaban liquidar el poder soviético desde dentro”. Muchos de los grupos que serían rápidamente purgados.

EL DATO En 2017 la Revolución Rusa cumple su primer centenario. Este período histórico agrupa todos los sucesos que condujeron al derrocamiento del régimen zarista, en ese momento ostentado por el zar Nicolás II, y a la posterior instauración del régimen leninista y que condujo a la creación de la República Socialista Federativa Soviética de Rusia.


Descubren un cuadro desconocido de Goya e confirmarse la noticia del posible descubrimiento de un cuadro de Goya desconocido hasta el momento, se trataría de uno de los grandes hallazgos del panorama artístico. Aunque todavía no existen análisis concluyentes, el ex anticuario de Ávila Javier Sainz, experto en datación de cuadros, asegura que la pintura que le compró a un frutero ambulante en 2011 por tan solo 40 euros podría pertenecer al pintor español. Tal y como realiza con todas sus adquisiciones llevó un estudio del cuadro, en el que encontró ADN de Goya. Lo que le llevó a realizar un análisis más pormenorizado, con el que ha conseguido reunir hasta 14 pruebas que demuestran sus sospechas. Una de ellas es la torre que aparece en el lienzo, que le recuerda a la que el artista pintó en El Cacharrero. Lo mismo le sucede con la rama, que la compara con el árbol seco que aparece en otra obra de 1779. Pero estas no son las únicas similitudes en las que se basa Sainz para afirmar que el cuadro pertenece al genial pintor. Y es

D

que el anticuario también ha comparado la postura del pescador con la de otros que pintó Goya, igual que las rocas y las pinceladas en las olas de la espuma, que considera que tienen el mismo tratamiento que otras obras del pintor. Todo ello hizo que Sainz decidiera llevar el cuadro a Artelab, un laboratorio de Madrid especializado en

examinar cuadros. Tras un mes y medio analizándolo, dictaminaron que el cuadro fue pintado alrededor del año 1800 y que tenía algunas trazas de cromo en el amarillo del cuadro, un color que según el laboratorio empezó a utilizarse en el siglo XIX y que en principio invalidaba que la marina pudiera haber sido pintado por Goya.

RETROSPECTIVA

Correos cumple 300 años

El pasado mes de julio, Correos cumplía 300 años de historia como servicio público. Acabada la Guerra de Sucesión, se hizo efectiva la disposición adoptada por el rey Felipe V, diez años antes, de convertir en Renta Real el servicio de Correos. A partir de ese momento, el servicio postal pasaba a ser responsabilidad del Estado y administrado por la Corona. En 1756 se nombran los primeros 12 carteros que repartían en los barrios de Madrid. Y a lo largo del siglo XVIII se mejoraron los caminos reales, se racionalizaron las tarifas, se construyó una Casa de Correos en la madrileña Puerta del Sol y se nombraron carteros en toda España. Durante el XIX, la evolución del servicio postal se convirtió en revolución tras la llegada del ferrocarril. Y la introducción del sello en 1850 supuso una auténtica innovación en la época porque los envíos pasaron a ser pagados por los emisores en lugar de por los destinatarios y los precios se abarataron. Desde entonces, Correos ha evolucionado al ritmo de los tiempos y ahora quiere celebrar su aniversario con diferentes exposiciones y actos que se llevarán a cabo a lo largo de todo el año. CCLLÍÍOO

11


ACTUALIDAD histórica

NUEVAS TEORÍAS

Los primeros pobladores de América E

n el yacimiento arqueológico de Monte Verde, al sur de Chile, se ha encontrado el asentamiento humano más antiguo de América. Este lugar, ubicado en la ciudad de Puerto Montt, a unos 1.200 km al sur de Santiago, comprende dos ocupaciones humanas en distintas épocas, con vestigios animales y humanos de entre 14.500 y 18. 500 años. Su antigüedad ha provocado una revolución en el mundo científico, donde se creía que los grupos Clovis –en el estado de Nuevo México– eran la primera cultura de América, que pobló desde allí todo el continente a lo largo de un corredor templado en medio de la glaciación hace unos 13.000 años. Sus primeros miembros habrían llegado desde Asia a través del estrecho de Bering, convertido en esa época en un puente natural debido a la glaciación. El modelo dominante de poblamiento de América hasta el momento era el de la cultura Clovis, sin embargo Monte Verde ha desarmado este paradigma, no solo por la antigüedad, sino también

12

CLÍO

porque demuestra que las comunidades además de ser cazadoras de grandes animales, eran recolectoras de plantas y cazadoras de animales pequeños. No en vano, en este luegar los arqueólogos han encontrado huesos de mastodontes, herramientas filosas, algas, piel de animales y trozos de carne perfectamente cortadas en porciones, además de lo que se cree que era un centro medicinal con más de 28 plantas con propiedades curativas.

EL DATO En Monte Verde (Chile) también se han descubierto los nudos más antiguos del mundo, usados en unas especies de dagas para sostener las paredes –probablemente de cuero– de la vivienda.


Hallan un mausoleo piramidal de la Edad de Bronce n grupo de arqueólogos kazajos han descubierto un mausoleo en forma de pirámide en la región de Karaganda, en el centro del país, que data de la Edad de Bronce (siglos XII-XIV a. C.). El hallazgo consiste en un un grupo de enterramientos, formado por un total de 30, en cuyo centro se encuentra una gran tumba en forma de pirámide, que perte-

U

nece, presumiblemente, al líder, ya que el resto de sepulturas son más pequeñas: "Hoy encontramos un pequeño grupo de huesos humanos que se encuentran dispersos en torno a los enterramientos. Probablemente, los ladrones desperdigaron los huesos por las tumbas en busca de objetos de valor" , explica el responsable de la excavación, Igor Kukushkin. Asimismo, el grupo de arqueólogos asegura que también han encontrado dos cráneos, uno de los cuales se encuentra muy buen estado de conservación, los cuales serán estudiados por un equipo de antropólogos para poder determinar su edad y su sexo. Los científicos encontraron también un cuchillo de bronce, una punta de flecha, agujas, utensilios de cerámica y huesos de animales en el sitio de la excavación. Pese a esto, el descubrimiento más significativo sigue siendo el de la pirámide, la cual muestra rasgos muy similares a los de las pirámides de Egipto, tal y como afirman los expertos.

Un arqueódromo acercará la historia a los niños En Córdoba se ha llevado a cabo la apertura de un arqueódromo infantil de ocho metros de largo y dos de ancho, que permitirá a los más pequeños conocer de forma práctica los conceptos elementales de las excavaciones arqueológicas y del alcance de sus descubrimientos. El proyecto, que ha sido financiado por la Diputación , tiene como principal objetivo crear un mayor enriquecimiento de la visita turística, tal y como han declarado reprentantes del organismo oficial. Y es que ahora los niños tendrán la oportunidad de descubrir el apasionante trabajo de un arqueólogo y los pasos que hay que dar en una excavación, lo que ayudará a que sientan un mayor interés por la Historia antigua y las bases de su formación.

CLÍO

13


ACTUALIDAD histórica ARTE EN PELIGRO

Desastre cultural en Italia: el terremoto daña 300 monumentos E l reciente terremoto sufrido en Italia ha significado también un desastre artístico y cultural sin precedentes. No en vano, provocó el hundimiento del techo de la iglesia desacralizada de San Emidio en Amatrice, provincia de Rieti (región del Lazio). Asimismo, el terremoto causó la destrucción de los frescos del siglo XIII con las historias de la Virgen, las antiguas estatuas de madera, las telas y pinturas en tablas de Nicola Filotesio (Amatrice,1480 -Ascoli Piceno 1547), pintor, escultor y arquitecto, gloria de Amatrice y símbolo del pueblo. A él también le habían dedicado una estatua de bronce, la cual cayó de su pedestal y se rompió en varios pedazos debido al movimiento de tierra. Y es que el terremoto ha sido también un desastre cultural, además de desencadenar el infierno sembrando muerte y destrucción en Amatrice –incluido en la lista de los pueblos más bonitos de Italia–, Ar-

14

CLÍO

quata del Tronto y Accumoli, los centros históricos esenciales del arte italiano, tanto de la Edad Media como del Renacimiento. En otros lugares próximos han resultado afectados también algunos monumentos. En total, son unos 300 los palacios históricos, iglesias, monasterios y monumentos destruidos o dañados, según el Ministerio de Cultura.


Un paso más en la difusión del patrimonio turolense

L

a Paleontología turolense cada vez juega un papel más importante como factor de desarrollo territorial. Ello hace que las iniciativas para proteger y dar a conocer el patrimonio paleontológico vayan proliferando. La última de las acciones enmarcadas en ese sentido se ha desarrollado en El Castellar (Teruel). En este pequeño pueblo se han inventariado 61 yacimientos con fósiles de dinosaurios. Uno de los más destacados es el yacimiento de huellas “El Castellar” debido a que presenta gran relevancia científica a nivel mundial. Entre las más de 800 huellas conservadas tienen especial relevancia las producidas por estegosáuridos (dinosaurios con placas), ya que este es uno de los pocos yacimientos del mundo en el que se han podido reconocer sus pisadas y, por otro, también la tienen las producidas por grandes dinosaurios terópodos (carnívoros). Ello supuso que científicos de la Fundación Dinópolis definieran dos nuevos tipos de huellas de dinosaurios: la del Deltapodus ibericus e Iberosauripus grandis (de un productor estegosáurido y de un mega-carnívoro, respectivamente).

La historia del ferrocarril de Calatayud E

l Departamento de Cultura del Ayuntamiento de Calatayud (Zaragoza) se ha propuesto contar la historia del tren en Calatayud con la mayor precisión posible, ya que este medio de transporte supuso el desarrollo de esta ciudad en el siglo XIX. Para ello está desarrollando un proyecto para incorporar fondos sobre la historia del ferrocarril en la localidad al Archivo Municipal, con el objetivo de enriquecer los fondos bilbilitanos con materiales que se encuentran en el Archivo Histórico del Ferrocarril. Y se procurará un especial interés a todos aquellos documentos que ofrezcan más datos sobre tres momentos puntuales y de notoria relevancia: la llegada del primer tren a Calatayud, la construcción de la línea SantanderMediterráneo y la construcción de la estación. No en vano, Calatayud ha sido un punto estratégico de comunicaciones

a través de ferrocarril, y esta información enriquecerá el patrimonio documental de esta ciudad y permitirá el desarrollo de diversas iniciativas relacionadas con la historia del ferrocarril en Calatayud.

CLÍO

15


ACTUALIDAD histórica

Los secretos más íntimos de Hitler

ras el suicidio de Adolf Hitler, Heinz Linge, su ayudante de cámara, fue hecho prisionero por los soviéticos durante casi once años. Estuvo en un campo de concentración, hasta su liberación en octubre de 1955. Entonces pudo relatar con todo lujo de detalles la muerte del dictador alemán y sus secretos más íntimos, ya que fue la última persona que vio al Führer con vida. El reloj de pulsera de Linge marcaba las 15:50 horas del 30 de abril de 1945 cuando la bocanada de humo acre de un disparo

T

16

CLÍO

de pistola le indicó que Hitler había puesto fin a su vida. Linge se apresuró a entrar en la sala de los mapas, a 10 m de profundidad debajo de las ruinas de la Cancillería de Berlín. Allí, sentado en un sofá, y erguido casi por completo, reconoció el cadáver del Führer. La bala había entrado por la sien derecha. En el suelo distinguió una pistola Walther, del calibre 7,65; un metro más allá, halló otra del calibre 6,35. El cadáver de Eva Braun yacía a su lado sin impacto alguno de bala. Puso fin a su vida ingiriendo una cápsula de veneno.

Cinco días antes de estos sucesos, Hitler le había ordenado a Linge cuidara de que sus cuerpos fueran incinerados. Según cuena el ayudante de cámara, Hitler le dijo: "Es preciso que nadie pueda identificarme después de mi muerte. Disponga usted una cantidad suficiente de gasolina. Envuelva nuestros cadáveres en mantas, empápelas bien con la gasolina y préndalas. Efectuada la cremación, regrese a mi cuarto y recoja todas las cosas por las que se me pueda recordar después de muerto y quémelas también. Pero no queme el retrato de Federico el Grande que cuelga del muro, por encima de mi escritorio". Y es que a Hitler le horrorizaba caer en manos de los rusos, y que estos le convirtiesen en un muñeco exhibido al gran público en un museo de cera. El principal testigo de la vida privada de Hitler recordaba cómo este ensayaba sus discursos hasta la extenuación de su equipo de secretarios, que se veía obligado a relevarse para aguantar las maratonianas sesiones de dos días y noches enteras. Preparaba el mitin frente al espejo, con un cronómetro en la mano. Pese a necesitar gafas para leer, no quería que nadie le viera con ellas. Otra de las manías de Hitler consistía en tener sobre su escritorio tres lápices de color: rojo, verde y azul. "El rojo –explicaba a su ayuda de cámara– lo uso cuando le escribo a un enemigo; el verde, cuando hago notas sobre un amigo; el azul, cuando debo ser muy cauto en lo que escribo". Asimismo, Linge recuerda que el Führer tenía un tic nervioso en el párpado izquierdo, una dolencia gástrica e insomnio, para lo cual se administraba una docena de píldoras soporíferas. Antes de un discurso, se hacía poner dos inyecciones: una para calmar su dolor estomacal y otra para insuflarle energías. Le obsesionaba la posibilidad de engordar, razón por la cual tomaba un purgante, seguido de una dosis de opio para calmar el estómago. Su cocinero particular era dietista. Las verduras que consumía se cultivaban en suelo previamente fumigado y abonado con mantillo selecto. Así vivía el hombre para quien la vida ajena valía menos que nada.


La gran incógnita íbera ese a que el pueblo íbero es uno de los que más restos arqueológicos legó, su lengua sigue siendo una incógnita sin resolver a pesar de los avances de los últimos años. Precisamente, este ha sido uno de los ejes de las II Jornadas sobre la Lengua y Cultura Ibérica, que fijó la mirada en las costumbres y mitos de este pueblo peninsular. Tal y como apuntan los expertos la lengua íbera comparte muchos rasgos con la vasca, como señala la toponimia de "muchas provincias" y a la existencia de restos vascoíberos "en toda Europa", una tesis que es apoyada por lingüistas de otros países como Alemania, Francia o el Reino Unido. Sin embargo, "no significa" que el íbero y el euskera sean "la misma lengua", aunque sí existe una "gran afinidad" entre ellas.

P

POLÉMICA

La mujer de Goebbels era judía El padre de Magda Goebbels, la esposa del ministro nazi de Propaganda Joseph Goebbels y considerada como la madre ejemplar del régimen de Adolf Hitler, era judío. Así lo sugiere un nuevo documento, en concreto una tarjeta de residencia, descubierto entre los archivos de Berlín por el historiador Oliver Hilmes

y que ha publicado el diario alemán Bild. Y es que en él se apunta que el padre biológico de Magda Goebbels, nacida en 1901, era un comerciante judío que se llamaba Richard Friedlander, que murió en 1939 tras haber entrado en el campo de concentración de

Buchenwald. Su hija, que tenía los medios para haberle librado de la muerte, no hizo nada por intentar ayudarle. Durante años, la prensa alemana sospechó que la que se convirtió en esposa de Joseph Goebbels había escondido toda su vida un secreto. Secreto que fue mencionado por su esposo en sus diarios. En junio de 1934 Joseph Goebbels escribía: "He descubierto algo terrible del pasado de Magda". Antes que con Goebbels, Magda estuvo casada con Herbert Quandt, uno de los industriales más poderosos de Alemania y cuya familia se enriqueció cuando Hitler llegó al poder. La pareja tuvo un hijo, Harald. La familia Goebbels fue durante años un símbolo de "la familia aria ideal" para la propaganda nazi. En los últimos días del régimen nazi, en el bunquer de Hitler en Berlín, Magda envenenó a sus seis hijos, perqueños. Luego, la parejá se suicidó, al día siguiente de que Adolf Hitler acabara con su vida.


El legado francés / NAPOLEÓN EN ESPAÑA

18

CLÍO


1$32/(Ð1 GUADARRAMA EN LA SIERRA DE

NO DESTACA LA SIERRA DE GUADARRAMA POR SUS ALTÍSIMAS CUMBRES. LA MEDIA DE LAS MONTAÑAS QUE LA CONFORMAN RONDA LOS 2.000 M DE ALTITUD Y SU PUNTO CULMINANTE LO CONSTITUYE EL PICO DE PEÑALARA CON SUS 2.428 METROS. ESTÁN LEJOS LOS 3.479 METROS DEL MULHACÉN, O LOS MÁS DE 3.000 DE MUCHOS DE LOS RISCOS PIRENAICOS. SIN EMBARGO, POR SU SITUACIÓN GEOGRÁFICA, LAS TEMPERATURAS MÍNIMAS QUE SE ALCANZAN EN ESTAS CUMBRES, ACOMPAÑADAS DE FUERTES VIENTOS, TIENEN POCO QUE ENVIDIAR A LAS QUE SE DAN EN CIMAS MUCHO MÁS ALTAS. TAMBIÉN HAN SIDO HISTÓRICAMENTE DESTACABLES LAS COPIOSAS NEVADAS, AUNQUE CADA VEZ SON MENOS FRECUENTES E INTENSAS.

POR ÁNGEL SÁNCHEZ CRESPO

4

UIZÁ PARA EL VIAJERO O VISITANTE ACOSTUMBRADO A LA INMENSIDAD DE LOS ALPES, LA SIERRA DE GUADARRAMA NO ERA MÁS QUE UNA PEQUEÑA BARRERA MONTAÑOSA FÁCIL DE SUPERAR, un pequeño accidente que a buen paso y con la fortaleza del caminante entrenado en desniveles mayores, se podía librar sin apenas esfuerzo. Algo así debió pensar Napoleón Bonaparte la Nochebuena del año 1808, en plena Guerra de la Independencia española, cuando decidió atravesar la sierra de Guadarrama por el Alto del León, desde las tie-

rras madrileñas hacia las segovianas. Frío, viento y nieve, muchísima nieve, se encontró el Emperador. Cargados con su pesados cañones, más de 50.000 soldados iniciaron la subida a pie de aquel modesto puerto de montaña. La nieve y el hielo hacían patinar a hombres y animales, y los pesados cañones resbalaban cuesta abajo, de tal modo que tuvieron que ser desmontados y trasladados por piezas. Así lo contó el Barón de Marbot: “Llegamos al pie del Guadarrama durante la noche y vimos que era un pueblecillo muy pobre donde nos instalamos como pudimos. El frío había traspasado mis vendas y me producía un gran dolor en la herida.

Al punto del alba, el ejército iba a ponerse en marcha, cuando los batallones de vanguardia que se habían internado en la sierra retrocedieron para advertir al Emperador y al Mariscal que una espantosa tormenta hacía imposible el avance. La nieve cegaba a los hombre y a los caballos, y un impetuosísimo viento acababa de arrojar a muchos de ellos por un precipicio. Otro que no hubiese sido Napoleón se hubiera detenido, pero queriendo dar alcance a los ingleses a toda costa, habló a los soldados y ordenó que los de un mismo pelotón se agarrasen del brazo a fin de no ser llevados por el viento". Y añade: "La caballería echó pie a tierra, debiendo marchar en el CCLLÍÍOO

19


El legado francés / NAPOLEÓN EN ESPAÑA

DE LAS INCLEMENCIAS METEOROLÓGICAS que podía sufrir en la Sierra de Guadarrama estaba advertido el ejército napoleónico, tal y como sugiere la documentación escrita por el general Savary, que relata minuciosamente todos los hechos.

mismo orden y, para dar ejemplo, el Emperador formó el Estado Mayor en varios pelotones, colocándose entre Lannes y Duroc, cerca de los cuales nos situamos enlazando nuestros brazos. Después, a la orden dada por el mismo Napoleón, la columna se puso en movimiento ascendiendo por la montaña, a pesar del viento impetuoso que nos rechazaba, de la nieve que nos azotaba el rostro y del hielo que nos hacía resbalar a cada paso. Durante las cuatro mortales horas que duró la ascensión yo experimenté crueles sufrimientos". 20

CLÍO

El Barón de Marbot prosigue: "A la mitad de la cuesta, los mariscales y los generales que llevaban botas altas no pudieron continuar avanzando. Napoleón se hizo subir a un cañón, en el que montó a horcajadas y los mariscales y generales hicieron lo mismo. Nosotros continuamos a pie siguiendo a este grotesco cortejo, y llegamos por fin al convento situado en la cima de la montaña. El emperador se detuvo para reagrupar su ejército, distribuyéndose a las tropas vino y leña que habíamos conseguido encontrar. El frío era intensísimo y

toda la gente temblaba. A pesar de lo cual, nos pusimos en marcha al cabo de algunas horas. El descenso, aunque muy penoso, no lo fue tanto como la subida. A la caída de la tarde llegamos a una pequeña llanura donde se encuentra el hermoso pueblo de San Rafael y varias aldeas que procuraron al ejército víveres, vino y alojamiento”. De estas inclemencias meteorológicas estaba advertido el ejército napoleónico. Así lo contó el general Savary en otra versión de los hechos: “...El cielo estaba tan oscuro como


al anochecer, los paisanos españoles nos decían que estábamos en peligro de quedar sepultados bajo la nieve, un accidente que había, a veces, ocurrido. Nunca recordaba tanto frío ni cuando estuvimos en Polonia, pero el emperador deseaba que el desfiladero se debía pasar, por el bien de su ejército que fue aumentando en número a los pies de la montaña, y no se habían dispuesto provisiones. Les ordenó que le siguieran y se puso a la cabeza de la columna. Se colocó junto a los cazadores de su guardia, a través de las filas de la infantería, formando una estrecha columna que ocupaba todo el ancho de la carretera. A continuación ordenó desmontar y se colocó detrás del primer pelotón y les ordenó avanzar. Los cazadores avanzaban a pie de esta manera, mezclados con sus caballos. El grueso cuerpo que formaban protegían de la tormenta a los que les seguían y dejaban una abertura en la nieve, al ser pisoteada, que permitía el paso de la infantería. El pelotón de la cabeza de la columna fue el que más sufrió. El Emperador estaba muy agotado por la marcha, pero era imposible permanecer a caballo...”. El orgulloso Napoleón, obstinado en dar caza a los enemigos británicos liderados por el Duque de Wellington no tuvo inconveniente en despreciar el mensaje que la naturaleza le enviaba, y decía a su hermano José: “Hermano, he pasado el Guadarrama con una partida de mi guardia y con un tiempo bastante desagradable”. No supo entender la advertencia que la naturaleza le enviaba; un anticipo de lo que viviría en Rusia, donde pudo constatar los efectos devastadores del frío y el tifus.

EL ALTO

DEL LEÓN, UN PASO HISTÓRICO CON MIL NOMBRES

Alto del León, Puerto de Guadarrama, de los Leones, del León, de Valatome, Tablada o los Leones de Castilla, son solamente algunos de los muchos nombres que ha recibido, a lo largo de la Historia, este estratégico paso de la sierra de Guadarrama que aquella Navidad de 1808 hizo sufrir al entonces hombre más poderoso del planeta. Un paso histórico por el que ya circularon

SOBRE ESTAS LÍNEAS, de izquierda a derecha, José Bonaparte y el general Savary. Abajo, un soldado polaco del ejército multinacional de Napoleón.


El legado francés / NAPOLEÓN EN ESPAÑA

LOS TEMPORALES Y NIEBLAS INVERNALES hacían prácticamente invisible el camino, tanto que una de las más famosas ventas de Tablada era la Venta de la Campana, llamada así porque sus propietarios hacían uso de una campana para orientar a los viajeros perdidos.

allá por el siglo X las impresionantes tropas de Abd-Al Rahmán III, provenientes de Córdoba. El primer nombre conocido, como no podía ser de otro modo, es de origen árabe y fue Balat Humayd, por donde llevaron a cabo sus incursiones de norte a sur y de sur a norte las huestes musulmanas y cristianas, que cada cierto tiempo y sin faltar a la cita, se atacaban, contraatacaban y saqueaban, respectivamente. Al finalizar el dominio andalusí, los cristianos castellanizaron el nombre árabe del puerto, que pasó a llamarse de varias formas, entre ellas, Valtome, Baratome o Valathome. Y como Valathome se conoció al 22

CLÍO

Puerto del León durante la Edad Media, hasta el siglo XIV, en el que pasó a denominarse Tablada. Este último nombre sería idéntico al de una famosa venta situada en las cercanías del puerto, en la actual zona madrileña, y que por su importancia y trasiego de caminantes llegó a formar una pequeña aldea. Es precisamente la popularidad de la venta la que proporcionó nombre al puerto. Así lo atestiguan tanto el Libro del Buen Amor, del Arcipreste de Hita, como el Libro de la Montería, de Alfonso XI, este último, auténtico manual de geografía de la época. El puerto de Tablada fue testigo en los siglos XV y XVI de un continuo tra-

siego de comerciantes y mercaderías. Era lugar de tránsito obligado para los feriantes de uno y otro lado de la sierra de Guadarrama, que por su orografía preferían Tablada al cercano paso de La Fuenfría, más directo, pero más complicado de atravesar. Sin embargo, la climatología de antaño, mucho más adversa que la actual, incomunicaba frecuentemente el puerto. Los temporales y nieblas invernales hacían prácticamente invisible el camino, tanto que una de las más famosas ventas de Tablada era la Venta de la Campana, llamada así porque sus propietarios hacían uso de una campana para orientar a los perdidos viajeros y guiarlos hasta


sus dependencias. De ahí viene otro de los nombres del puerto, llamado entonces por muchos, Puerto de la Campanilla. Fueron las dificultades derivadas de las condiciones meteorológicas, entre las que se incluían las tremendas nevadas que hacían intransitable el paso durante parte del año, las que motivaron que ya en el siglo XVIII, el monarca Fernando VI decidiera adecentar el puerto y construir una moderna carretera. El encargado de proyectar tamaña obra fue el ingeniero francés Françoise Nagle. Empleando los por entonces avanzados conocimientos de la ingeniería francesa en materia de obras públicas, se construyó una carretera que no tiene mucho que envidiar a las actuales, de hecho, el trazado de hoy en día y su morfología son básicamente las de entonces. La carretera incluía muros de contención, aliviaderos de agua, columnas de señalización para orientación en caso de nevadas y hasta un bonito paseo para enlazar el puerto con el municipio de Guadarrama. El trazado de este nuevo camino se alejaba 1,5 km, aproximadamente, del antiguo paso de Tablada, y establecía una ruta casi directa hacia el municipio segoviano de El Espinar, coronando en el Alto de Guadarrama o Puerto de Guadarrama. Unos grandes “picutos” o conos de piedra jalonaban el camino para señalizarlo cuando el espesor de la nieve borraba la senda transitable. De hecho, todavía se conservan en buen estado algunos de ellos, principalmente en el lado segoviano del camino. En 1749 quedaba inaugurada la obra, y para honor y gloria del monarca que ordenó su construcción, se levantó una escultura de piedra con un león aferrando con sus garras dos globos terrestres. Actualmente, el pedestal con el león queda situado en medio de dos carriles, con la siguiente inscripción: FERNANDUS VI / PATER PATRIAE / VIAM UTRIQUE CASTELLA / SUPERATIS MONTIBUS FECIT AN. / SALUT. / MDCCXLIX / REGNO SUI IV. Lo que viene a decir: “Fernando VI / Padre de la patria /hizo para ambas Castillas esta vía / por encima de los montes / 1749 año de nuestra salvación y IV de su reinado”.

SOBRE ESTAS LÍNEAS, el paso de Napoleón por Guadarrama, presidido por una climatología muy adversa. Abajo, Napoleón comandando sus tropas.

CLÍO

23


El legado francés / NAPOLEÓN EN ESPAÑA

SITUADO EN EL EXTREMO NORORIENTAL DE LOS MONTES CARPETANOS, el Puerto de Somosierra marca el límite de la Sierra de Guadarrama, antes de dar paso a las alturas que ya forman la Sierra de Ayllón, en las provincias de Segovia y Guadalajara.

Así las cosas, el león de piedra proporcionó un nuevo nombre, Alto del León, al que se sumaron el de Puerto de Guadarrama o Alto de Guadarrama por su ubicación, aunque mucha gente continuó llamándolo puerto de Tablada, recordando al cercano paso anterior. Pero como no podía ser de otro modo, la Guerra Civil española (1936-1939) dejó su impronta en el puerto y en su denominación. Pocas cosas se salvan, en nuestro país, de la influencia de la última confrontación fratricida, y el nombre del paso de montaña tampoco quedaría al margen. La situación estratégica del puerto no pasó desapercibida para los contendientes, especialmente para las tropas franquistas, que el día 22 de 24

CLÍO

julio de 1936 tomaron el Alto del León con la colaboración de refuerzos falangistas llegados desde Valladolid. El objetivo fundamental era acceder, desde allí, hasta la cumbre de Cabeza Líjar y tomar el control del importante observatorio que supone esta cima de 1.824 m de altitud, situada estratégicamente entre las provincias de Madrid, Segovia y Ávila. Tras los enfrentamientos, de los que dan fe las numerosas construcciones bélicas a lo largo de la ruta hasta Cabeza Líjar, esta cumbre también fue ocupada por el ejército franquista, aunque las contiendas no terminaron hasta la toma final de Madrid que supuso el final de la Guerra Civil. Federico de Urrutia, poeta falangista, en su Romance de Castilla

en Armas (Poemas de la Falange Eterna), dice: “...Cantos de trinchera bordan los picos del Guadarrama, y ya el Alto del Leónde los Leones se llama...”. Ramón Serrano Súñer, ministro de Gobernación en 1939, rebautizó al Alto del León como Alto de los Leones. La historia interminable de los distintos nombres del puerto o paso, finaliza, por ahora, en el año 2000, cuando Roberto Fernández, un jubilado madrileño, se empeñó en recuperar el viejo nombre del s.XVIII. Aunque parezca imposible tratándose de una petición ciudadana, lo consiguió, y el Ministerio de Fomento repuso el nombre con el que actualmente debemos denominarlo, Alto del León, haciendo honores única y exclusivamente al león de


TAL ERA EL PRESTIGIO DE LA VENTA DE SAN RAFAEL que en ella pernoctaron Carlos IV y el mismísimo Napoleón Bonaparte, este último en diciembre de 1808.

piedra que lo corona, el mismo que vio pasar por delante al gran Napoleón Bonaparte subido a horcajadas en un cañón.

NAPOLEÓN DUERME EN VENTA, SAN RAFAEL

¿SABÍAS QUE...

UNA

La carretera o calzada real que mandó construir Fernando VI unía Madrid con La Granja de San Ildefonso, ambas, poblaciones palaciegas y lugares de residencia de la familia real. Por ello, en el año 1784, el rey Carlos III ordenó construir una casa de postas en lo que actualmente es San Rafael, localidad perteneciente al municipio de El Espinar, en la vertiente segoviana de la sierra de Guadarrama. Es precisamente este establecimiento, denominado Venta de San Rafael, el que dio lugar y nombre a la población que allí comenzó a crecer. Se trataba de un gran edificio con numerosas habitaciones para pernoctar, cuadras, abrevadero, estafeta postal y una cocina muy apreciada por la calidad de su comida. La Venta de San Rafael se convirtió en lugar de parada obligatoria antes de emprender la subida del puerto con dirección a Madrid, o en lugar de descanso tras superarlo, para quienes proseguían su camino con dirección a La Granja o hacia tierras castellanas. Tal era su prestigio, que Carlos IV llegó a pernoctar en esta venta, y también lo hizo Napoleón Bonaparte en diciembre de 1808.

...a partir del lugar de parada y descanso que representaba la Venta de San Rafael se construyeron nuevas edificaciones que albergaban a los distintos profesionales y comerciantes que la intensa actividad generaba? Hasta los habitantes de San Rafael, que es arcángel protector de los caminantes, son conocidos como fondilleros por su relación con la venta o fonda, además de sanrafaeleños, otro de sus gentilicios. Con el transcurso de los años, la fama de San Rafael fue creciendo, iniciándose a finales del siglo XIX y comienzos del XX la construcción de mansiones y palacetes por parte de familias Miguel Fleta.

adineradas burguesas. Algunas ilustres personalidades como el famosísimo tenor Miguel Fleta, o el que fue ministro y presidente del Consejo de Ministros de la Segunda República, Alejandro Lerroux, tuvieron su casa de “veraneo” en esta localidad que fue pomposamente denominada “La Suiza española”. También el poeta Rafael Alberti tuvo residencia en esta hermosa localidad segoviana. Y así lo expresa en sus versos: "[...] Allí, en aquellas montañas del Guadarrama, repleto el corazón del canto soleado de los pinos, renací a la vida. Se me fue la poca fiebre que me entraba al caer la

tarde, aumenté de peso –algo más del debido para un joven poeta– y comencé de nuevo a pasear media hora cada mañana y otra media antes de la puesta de sol. [...] Dejaba con tristeza San Rafael, solemne y melancólico, ya sin veraneantes, despoblados los chopos, rodando en remolinos por la carretera sus hojas amarillas. Sentía más míos el sol y el largo silabeo del viento en los pinares. Con los primeros grandes fríos, en los días azules, se recortaban más los montes, presentando un extenso perfil impresionante aquellos que formaban, mirando hacia Segovia, "La Mujer muerta".

Alejandro Lerroux.

D IFICULTADES , TAMBIÉN , EN EL PASO DE SOMOSIERRA Situado en el extremo nororiental de los Montes Carpetanos, el Puerto de Somosierra marca el límite de la Sierra de Guadarrama, antes de dar paso a las alturas que ya forman la Sierra de Ayllón, en las provincias de Segovia y Guadalajara. CLÍO

25


El legado francés / NAPOLEÓN EN ESPAÑA

EL PUERTO O PASO DE SOMOSIERRA ha sido lugar de trasiego importante de personas o mercancías, favorecido por su baja altitud, menos de 1.500 m, y por su situación estratégica, como puerta directa de entrada desde el norte al sur y viceversa. Su importancia como paso estratégico de montaña es similar a la del Alto del León y, como este último, se remonta a la dominación musulmana, cuando era conocido con el nombre de Fayy al Sarrat, que vendría a significar desfiladero o paso de la sierra. El antiguo nombre árabe derivó en el cristianizado Fozarach, según consta en documentos del siglo XII. A comienzos del siglo XIV surge el actual nombre de Somosierra cuando el concejo de Sepúlveda decide eximir del pago de tributos a aquellos que tuvieran la valentía de poblar una naciente aldea en lo alto del paso, o lo que es lo mismo, en el “somo de la sierra”, con el fin de proteger y dar vida a aquel lugar estratégico, pero frío y peligroso. Desde la fundación de la aldea y hasta el siglo XIX, el paso de Somosierra estuvo sujeto al pago de portazgo, es decir, a un impuesto o 26

CLÍO

peaje que había que abonar necesariamente si se quería cruzar por el mismo. No pagarlo suponía atravesar la montaña por zonas menos transitadas expuestas al asalto, incluyendo el que practicaban los mismos portazgueros, si no se seguía el camino correcto o se iba “desencaminado”, tal como entonces se decía. El puerto o paso de Somosierra ha sido lugar de trasiego importante de personas y mercancías, favorecido por su baja altitud, menos de 1.500 m, y por su situación estratégica como puerta directa de entrada desde el norte al sur y viceversa. Por este paso han sido espectaculares los tránsitos de ganado ovino. Los enormes rebaños trashumantes segovianos y los procedentes de las sierras del Sistema Ibérico cruzaban por Somosierra para continuar camino hacia las tierras extremeñas, situación que se repetía de regreso.

Tal era la importancia del paso de Somosierra, muy similar o incluso superior a la del Alto del León, que hasta seis ventas se llegaron a instalar en su entorno. La más famosa de ellas era la conocida como Venta Juanilla. En ella durmió el mismísimo Napoleón o bandoleros como El Tuerto Pirón. Situada en una encrucijada de los caminos de Soria, Segovia y Francia, y de las cañadas soriana occidental y segoviana, la Venta Juanilla, de la que ya hay constancia de su existencia en el siglo XVI, fue una de las más importantes de la sierra de Guadarrama. Resultó prácticamente destruida por los bombardeos de la Guerra Civil que solamente dejaron en pie algunos muros. En la actualidad, en su lugar, y aprovechando su nombre, junto a los muros que resistieron, se ha construido un establecimiento hotelero, que de algún


modo pretende dar continuidad a su antigua condición de alojamiento, teniendo como reclamo para clientes, la supuesta habitación en la que durmió el Emperador.

NAPOLEÓN Y LA GRANDE ARMÉE. LA BATALLA DE SOMOSIERRA El 30 de noviembre de 1808, un mes antes de la infernal jornada que padecieron las tropas francesas cruzando el Alto del León, estas avanzaban con Napoleón al frente desde el municipio segoviano de Sepúlveda hacia la capital, tratando de acceder por el paso de Somosierra. Allí, en el alto, les esperaba el general español San Juan, que había enviado el día anterior a parte de su tropas a Sepúlveda para contener al ejército francés. Tras deshacerse de la resistencia española, no sin sufrir importantes bajas, el ejército plurinacional de Napoleón emprendió la marcha la neblinosa mañana del 30 de octubre hacía Somosierra, puerto de acceso hacia la capital. San Juan aguardaba con seis batallones regulares, dos de milicias y siete de reclutas, unos 9.000 soldados en total, y 16 cañones que comenzaron su acción haciendo estragos en las líneas de la Grande Armée. Aunque dadas las dimensiones de los ejércitos contendientes, la victoria napoleónica estaba asegurada, el propio Napoleón ordenó el ataque de un escuadrón del regimiento polaco de caballería que integraba las fuerzas del multinacional ejército napoleónico, al desesperarse por la lentitud del avance de sus tropas y el número de bajas que estaba causando la artillería española. El capitán Korjietulski, comandante del Tercer Escuadrón de Caballería Ligera Polaca, que hacía de escolta personal del Emperador, inició la carga junto a 7 oficiales y 80 soldados polacos. Napoleón le ordenó tomar la posición a galope. Tras dos intentos, 60 de los 88 polacos perecieron frente a los cañones españoles. El enajenado Napoleón, que había enviado a aquellos hombres a una muerte segura, exclamó: “¡Unos campesinos, bandoleros armados, no pueden frenar a mi Guardia!”. Recobrada la calma, el Emperador reestructuró el ataque. Con los ba-tallones de infantería bajo el mando de los

ARRIBA Y ABAJO, dos obras pictóricas que recuerdan la batalla de Somosierra. En la otra página, ubicación del paso o puerto del mismo nombre.

CLÍO

27


El legado francés / NAPOLEÓN EN ESPAÑA

LA BATALLA DE SOMOSIERRA tiene el "honor" de figurar inscrita en los pilares del Arco del Triunfo de París, en el que se recogen los nombres de las batallas más importantes libradas con éxito por el ejército del imperio napoleónico. generales Ruffin y Montbrun, y con dos escuadrones de caballería polaca, hostigaron a los españoles que hubieron de retirarse hasta Buitrago, ya en tierra madrileña. El camino quedaba expedito para que el Emperador llegara al día siguiente a las afueras de la capital de España y, una vez más, mostraba su orgullo quitando importancia al hecho, como lo haría al narrar a su hermano las peripecias sufridas en la nieve, en el Alto del León. Sin mencionar el fracaso de la primera carga de caballería polaca, escribió en el parte de 2 de diciembre de 1808: “Una carga de la caballería ligera de la Guardia, conducida por el general Montbrun, inclinó la balanza a nuestro favor; se realizó impecablemente, y su regimiento se cubrió de gloria demostrando merecer su pertenencia a la Guardia Imperial. Cayeron ocho jinetes de la Caballería Ligera Polaca entre los cañones, otros dieciséis resultaron heridos”. 28

CLÍO

Una batalla, la de Somosierra, que tiene el “honor” de figurar inscrita en los pilares del Arco del Triunfo de París, en el que se recogen los nombres de las batallas más importantes libradas con éxito por el ejército del imperio napoleónico. En la Ermita de la Soledad, en el puerto de Somosierra, diferentes placas rememoran aquel episodio,

e incluso una imagen de la Virgen de Czestochowa, en memoria de los soldados polacos, convive con naturalidad entre las imágenes religiosas locales, cerca de las placas conmemorativas que sorprenden a viajeros, excursionistas y turistas desavisados, que ignorantes de ello caminan por donde lo hizo el Sire, Napoleón Bonaparte.


El legado francĂŠs / MUJER Y REVOLUCIĂ“N

EL PAPEL DE LA  EN LA

REVOLUCIĂ“N FRANCESA LA TOMA DE LA BASTILLA EL 14 DE JULIO DE 1789 MARCĂ“ UN ANTES Y UN DESPUÉS EN LA HISTORIA DE EUROPA. CON LA CAĂ?DA DE LA MONARQUĂ?A EN FRANCIA, TERMINABA UN LARGO PERIODO DE DOMINACIĂ“N ARISTOCRĂ TICA EN EL VIEJO CONTINENTE CONOCIDO COMO ANTIGUO RÉGIMEN. LA LLEGADA DE LA REVOLUCIĂ“N SUPUSO LA INTRODUCCIĂ“N DE DERECHOS CIVILES Y MEJORAS EN LAS CONDICIONES DE VIDA DE LOS CIUDADANOS FRANCESES. PERO ESTAS MEJORAS SE REFERĂ?AN SOLAMENTE A LOS HOMBRES. LAS MUJERES CONTINUABAN SIENDO CIUDADANAS DE SEGUNDA, MENORES DE EDAD ANTE LA LEY. AUN QUEDABA UN LARGO CAMINO POR RECORRER PARA CONSEGUIR LA IGUALDAD DE GÉNERO. PERO YA EN AQUELLOS AĂ‘OS TURBULENTOS ALGUNAS VOCES FEMENINAS SE ALZARON EN FAVOR DE SUS DERECHOS SENTANDO LAS BASES DE LO QUE SE CONVERTIRĂ?A EN EL FEMINISMO MODERNO UN SIGLO DESPUÉS. LAS MUJERES FUERON, TAMBIÉN, PROTAGONISTAS INTELECTUALES, LUCHADORAS EN LAS CALLES, VĂ?CTIMAS Y VERDUGOS, DE UNA REVOLUCIĂ“N QUE CAMBIĂ“ POR COMPLETO EL CURSO DE LA HISTORIA. WKZ^EZ&ZZZΈwww.mujeresenlahistoria.comΉ



UANDO EL PUEBLO DE PAR�S, DESESPERADO POR UNA LARGA ÉPOCA DE CRISIS ECONÓMICA, CAREST�A DE TODO Y TENSIÓN POL�TICA Y SOCIAL, SE ALZÓ EN ARMAS CONTRA EL PODER ESTABLECIDO, LAS MUJERES TAMBIÉN LUCHARON JUNTO A ELLOS. En algunos de los hechos mås determinantes de la revolución, tanto en la capital como en el resto del territorio francÊs, estå documentada la presencia de fÊminas dispuestas igual que los hombres a luchar por una sociedad mås igualitaria. Ya en la toma de la Bastilla, un grupo de mujeres anónimas junto a otras que se harían famosas por sus actos revolucionarios como ThÊroigne de MÊricourt, se presentaron ante los muros de la prisión parisina armadas con espadas, palos e incluso armas de fuego. Pero el acto popular mås conocido protagonizado por mujeres fue, sin duda, el que se recordaría como la marcha a Versalles y que tuvo lugar los días 5 y 6 de octubre de 1789. 30

CLĂ?O

Aquellos dĂ­as de otoĂąo, en los primeros meses de la revoluciĂłn, las mujeres despertaron de nuevo con la difĂ­cil tarea de llenar las bocas de sus familias. En los mercados el precio del pan era cada vez mĂĄs exorbitante mientras seguĂ­a resonando en sus mentes una desafortunada frase atribuida a la reina MarĂ­a Antonieta: “Si no tienen pan, que coman pastelesâ€?. Aquella maĂąana la desesperaciĂłn pudo con un grupo de ciudadanas que decidieron marchar hacia Versalles despuĂŠs de intentar asaltar el Ayuntamiento de ParĂ­s. En el palacio de las afueras de la ciudad, donde se escondĂ­a el rey y se reunĂ­a la Asamblea Nacional, las mujeres consiguieron traspasar las rejas y entrar en el recinto donde pudieron hablar con Luis XVI y arrancarle la promesa de liberar las reservas de grano. Los acontecimientos se precipitaron ante la consecuciĂłn de nuevas promesas orales pero pocos hechos constatados. Al dĂ­a siguiente el rey y la reina se vieron obligados por la turba de mujeres, acompaĂąadas por hombres y soldados, a volver a ParĂ­s mien-


CCLLÍÍOO

31


El legado francés / MUJER Y REVOLUCIÓN

tras oían las voces de las revolucionarias coreando cantos como este: "Hasta Versalles llevamos con orgullo nuestros cañones. Deberías habernos visto, unas simples mujeres con un valor que no se nos puede reprochar". Las conocidas desde entonces como “mujeres de octubre” se convirtieron en el símbolo de los primeros tiempos de la revolución.

LAS MADRES DE LA REVOLUCIÓN Sin ninguna intención violenta, aquellas madres, esposas, trabajadoras, consiguieron forzar la vuelta del rey a la capital y que Luis XVI aceptara la Declaración de los Derechos del Hombre y del Ciudadano aprobada por la Asamblea Nacional Constituyente francesa el 26 de agosto de 1789 entre otros decretos pro-

mulgados tras la Toma de la Bastilla. Las “heroínas de la Revolución” y su marcha a Versalles simbolizaron el fin de la autoridad real y del antiguo régimen de privilegios demostrando que ellas también podían formar parte de la revolución, ya fuera desde el anonimato y a través de los levantamientos populares con intenciones reivindicativas y no violentas. A pesar de que en esa ocasión las reivindicaciones de las mujeres no fueron explícitamente “feministas”, ya mostraron su coraje y su intención de no quedarse tras los muros de sus empobrecidos hogares esperando un milagro. Fue poco después cuando la participación activa en los ejércitos revolucionarios se utilizó como elemento reivindicativo de los derechos de las mujeres. En este sentido, de nuevo Théroigne de Méricourt,

"LA MUJER TIENE DERECHO A SUBIR AL CADALSO; Y ANÁLOGAMENTE DEBE TENER DERECHO a subir a la tribuna de oradores" (Olympe de Gouges). DETENCIÓN de Luis XVI.

EL ÁNGEL ASESINO QUE TERMINÓ CON MARAT EN EL VERANO DE 1793, LA REVOLUCIÓN FRANCESA HABÍA TOMADO UN CAMINO VIOLENTO Y RADICAL QUE PASÓ A LLAMARSE PERÍODO DEL TERROR. Extremistas jacobinos consiguieron hacerse con la Guardia Nacional y eliminar de la escena política a los girondinos, representantes de las posturas más moderadas. El 13 de julio de aquel año terrible, una joven de orígenes aristocráticos asesinaba a uno de los líderes más carismáticos de los denominados jacobinos, Jean-Paul Marat. Charlotte Corday quiso así terminar con el Terror en Francia, pero conseguiría todo lo contrario. Charlotte Corday empezó a simpatizar con las ideas moderadas de los girondinos cuando tenía alrededor de 23 años. Sus ideas se afianzaron cuando, tras la ejecución de Luis

32

CLÍO

XVI en enero de 1793, los sucesos se precipitaron y la revolución se radicalizó. Los jacobinos y sans-culottes, defensores a ultranza de la república y la democracia, hicieron todo lo posible por desbancar a los girondinos de la escena política. Charlotte Corday, defensora de sus propios ideales, no dudó en terminar con aquella situación de Terror iniciada el 2 de junio de aquel mismo año por Robespierre. Se decidió así a marchar a París y terminar con uno de los radicales más influyentes. Jean-Paul Marat, médico, periodista y político, formaba parte del grupo de los Jacobinos junto con otros políticos, como Danton o Robespierre. Marat era el editor de la famosa publicación L’ami du peuple, en la que escribía sobre la revolución en sus aspectos más radicales.

El 9 de julio de 1793, dispuesta a llevar a cabo su cometido, Charlotte Corday marchó hacia París. Tras alquilar una habitación en el Hôtel de Providence se dirigió a la Asamblea Nacional para encontrarse con Marat. Como allí no estaba el jacobino, Charlotte se presentó en su casa. Tras varios intentos por conseguir una entrevista con el periodista con el pretexto de que iba a facilitarle los nombres de los principales miembros de La Gironda dispuestos a organizar un levantamiento, consiguió acercarse a él. El retrato de Jacques-Louis David, La muerte de Marat, nos da una visión muy real de la escena que terminó Charlotte. El líder jacobino trabajaba sumergido en una bañera debido a una enfermedad que sufría


reclamó que las mujeres pudieran portar espadas o pistolas y participar en los enfrentamientos armados, lo que ella llamó como las “legiones de amazonas”.

LA DECLARACIÓN DE DERECHOS... ¿DE QUIÉN?

en la piel. Con una tabla de madera, se ayudaba para escribir sus textos revolucionarios. Charlotte Corday no dudó y clavó un cuchillo en el cuerpo enfermizo de Marat. Murió en el acto. La joven girondina fue detenida e interrogada. Cuatro días después, el 17 de julio de 1793, fue ejecutada en la guillotina. Mientras Charlotte era enterrada en el cementerio de la Madeleine, Marat recibía un funeral con todos los honores. Mujeres pertenecientes a la Sociedad de Mujeres Revolucionarias Republicanas, portaron junto al cuerpo sin vida de Marat la bañera en la que el héroe jacobino había sido asesinado mientras le lanzaban flores en señal de respeto. En sus últimos momentos de vida, Charlotte Corday defendió su

acto asegurando que mataba a un hombre para salvar a cientos. Pero el asesinato de Marat no resolvió los problemas, más aún, los agravó. Los jacobinos iniciaron un periodo de “Gran Terror”, se suspendieron las garantías constitucionales y aumentaron las persecuciones contra aquellos que no defendían sus ideas republicanas y democráticas. El asesinato de Marat lo convirtió en un mártir de la revolución y provocó un endurecimiento de la política jacobina.

Pero las ideas de mujeres como Théroigne estaban lejos de hacerse realidad. La Declaración de Derechos del Hombre y el Ciudadano enarbolaba la bandera de la libertad de todos los que pertenecían al sexo masculino, dejando de lado sin ningún miramiento a la mitad de la población. Para los firmantes de tan histórica declaración, pensadores, filósofos, políticos, eruditos, las mujeres votaban indirectamente con el voto del hombre que la protegía legalmente, ya fuera un padre, un hermano, un esposo. Las mujeres tenían la obligación civil de dar hijos a la República a los que tenían que educar en los valores revolucionarios. Esta era su misión dentro del engranaje del nuevo orden. Pero mientras algunas mujeres salían a las calles de manera espontánea, sin más motivación, que no era poca, que reclamar comida con la que alimentar a aquellos hijos de la revolución, otras fueron un poco más allá y se enfrentaron con la palabra escrita a una libertad ciudadana bastante incompleta. Considerada como una de las primeras feministas de la Historia, Olympe de Gouges escribió la Declaración de Derechos de las Mujeres y Ciudadanas, una obra que intentaba reproducir los mismos derechos que los hombres habían conseguido en su declaración de aquel primer año de la Revolución Francesa. La obra, que empezaba con la elocuente expresión “¡Despierta, mujer!”, seguía la misma estructura que la Declaración de Derechos del Hombre, con sus 17 artículos y los convirtió en reclamaciones análogas para las mujeres. Obligada a casarse con un hombre al que no quería cuando tenía solamente 17 años, decidió no unirse nunca más en matrimonio cuando quedó viuda de un marido mucho mayor que ella. Para Olympe, el matrimonio era un “sepulcro de la confianza y del amor”. En París, Olympe de Gouges dedicó su vida a defender los derechos de los esclavos negros y de las mujeres. Su acercamiento a las posturas girondinas

CLÍO

33


El legado francés / MUJER Y REVOLUCIÓN

durante la época del Terror la colocaron directamente en el punto de mira de Robespierre quien consiguió que fuera detenida y condenada a muerte. El 3 de noviembre de 1793 subía al cadalso para ser decapitada, convirtiéndose en la segunda mujer, después de la reina María Antonieta en ser ejecutada en la guillotina. Paradójicamente Olympe de Gouges había escrito en su Declaración de Derechos de las mujeres: “La mujer tiene derecho a subir al cadalso; y análogamente debe tener derecho a subir a la tribuna de oradores”.

VINDICACIÓN DE LOS DERECHOS DE LA MUJER Un año después de que Olympe de Gouges escribiera su osada Declaración de

Derechos de las Mujeres, otra mujer escribió el que se consideraría uno de los libros fundamentales para el feminismo moderno. Mary Wollstonecraft fue una escritora inglesa que tuvo una infancia difícil marcada por la pobreza provocada por un padre que llevó a la ruina su propio negocio mientras maltrataba físicamente a su esposa. Mary empezó a trabajar siendo muy pequeña para ayudar a su madre. Pero harta de las pocas posibilidades laborales que se le ofrecía a una mujer, decidió dedicarse a la escritura e intentar conseguir dinero por sus palabras. Era una opción arriesgada y así se lo hizo saber a su hermana Everina: “Voy a ser la primera de una nueva especie. Tiemblo de pensar en el intento”.

"SI NO SE PREPARA A LA MUJER CON LA EDUCACIÓN para que se convierta en la compañera del hombre, detendrá el progreso del conocimiento y la virtud" (Mary Wollstonecraft).

34

CLÍO


Pero, a pesar de sus miedos, alcanzó su sueño. No solo fue aceptada en el círculo literario de Londres, sino que consiguió que su editor le pagara por sus escritos. Convertida en escritora, Mary Wollstonecraft dio un pasó más y se atrevió a defender la igualdad entre hombres y mujeres. No solo rechazaba el supuesto tradicional que definía de manera distinta las naturalezas femenina y masculina, sino que afirmaba con gran convencimiento que las mujeres no se desarrollaban más intelectualmente porque se les vetaba el acceso al conocimiento. Entusiasmada por las ideas revolucionarias que habían levantado al pueblo francés, Mary marchó a París en 1792 dispuesta a poner en práctica sus ideas. Después de escuchar a los miembros de la Asamblea Nacional francesa afirmando que la única educación que las mujeres debían recibir era la relacionada con el hogar, decidió escribir todo un alegato en favor de las mujeres como seres igualmente capaces intelectualmente que los hombres. Su reivindicación de los derechos de las mujeres afirmaba que si las mujeres tuvieran acceso a la misma educación que los hombres, podrían alcanzar iguales cotas de erudición. Es más, “si no se la prepara con la educación para que se convierta en la compañera del hombre, detendrá el progreso del conocimiento y la virtud”. Cuando Mary Wollstonecraft falleció en septiembre de 1797 al dar a luz a su hija, quien por cierto, sería Mary Shelley, la famosa autora de Frankenstein, las memorias publicadas sobre su vida marcada por una serie de relaciones escandalosas para la época y un embarazo fuera del matrimonio, oscurecieron su verdadera importancia en la historia del feminismo. Sería gracias a mujeres como Virginia Woolf que un siglo después, encontraría el lugar merecido en la Historia.

LAS SOCIEDADES FEMENINAS

SOBRE ESTAS LÍNEAS, de izquierda a derecha, Olympe de Gouges, Robespierre, Mary Wollstonecraft y Théoigne de Méricourt.

Los clubes políticos eran espacios muy comunes en la Francia ilustrada y pre-revolucionaria, donde hombres de leyes, filósofos, economistas, escritores, debatían sobre distintos temas relacionados con la política del país. En estos clubes rara vez participaba una mujer. Pero tras el estallido de la revolución, además de demandar su participación activa en las calles, vieron también la necesidad de encontrar espacios comunes de reflexión. CLÍO

35


El legado francés / MUJER Y REVOLUCIÓN

El primer club exclusivamente femenino lo fundó Etta Palm d'Aelders bajo el nombre de Sociedad Patriótica y de Beneficencia de las Amigas de la Verdad. Nacida en la ciudad holandesa de Groningen, Etta Palm había llegado a París en 1773 donde creó un salón en el que se reunían hombres que tendrían un destacado papel político durante la revolución como Jean-Paul Marat o François Chabot. Etta se implicó desde el primer momento en las reivindicaciones feministas que defendió en sociedades mixtas como la Sociedad Fraternal de Patriotas de Ambos Sexos, pero pronto vio la necesidad de crear un espacio propio para las mujeres. Sus reivindicaciones se verbalizaron en su famoso discurso ante la Asamblea

Nacional. Bajo el nombre de Discurso sobre la injusticia de las leyes en favor de los hombres a expensas de las mujeres, el cual fue pronunciado el 30 de diciembre de 1790. En él, Etta Palm pidió con gran entusiasmo que las mujeres no habían venido a este mundo a ser esclavas de los hombres, sino sus compañeras voluntarias en el camino hacia la libertad de derechos. Para ellas reclamaba la misma educación y los mismos derechos sociales, así como una ley del divorcio igualitaria para hombres y mujeres.

LA REPÚBLICA Y LAS MUJERES Con similares intenciones que Etta Palm, en 1793, un grupo de mujeres pidieron a los jacobinos usar uno de sus lugares de reunión sin éxito. Estas mujeres, que se

LAS “MUJERES DE OCTUBRE” Y SU MARCHA A VERSALLES simbolizaron el fin de la autoridad real y del antiguo régimen de privilegios demostrando que ellas también podían formar parte de la revolución.

MARIE TUSSAUD Y SUS CABEZAS DE CERA EN TODA GRAN CIUDAD QUE SE PRECIE de turística existe un museo de cera. Una idea que nació en un pequeño museo en Baker Street, donde una mujer conocida como Madame Tussaud expuso su arte de esculpir en cera los rostros de personajes ilustres. Una técnica que había aprendido de la mano de un médico cirujano y practicado con las víctimas de la guillotina en la Francia revolucionaria. Anne Marie Tussaud creció sin haber conocido a su padre, fallecido en la guerra de los Siete Años. Su madre se ganaba la vida como ama de llaves de Philippe Curtius, un 36

CLÍO

médico cirujano experto en esculpir sobre cera el cuerpo humano para sus estudios de anatomía, técnica que le llevó a realizar retratos. Marie aprendió del doctor Curtius con quien se trasladaría a París en 1765 donde trabajaba como retratista. Personajes ilustres de la época como, la favorita de Luis XV, Madame du Barry le dieron prestigio en la corte. Mientras el doctor Curtius exponía su obra en París, Anne Marie empezaba a realizar sus propios retratos. Su fama llegó hasta el palacio real desde donde recibió la invitación de instalarse en

Versalles como tutora de arte de la hermana del rey. Pocos días antes de que estallara la Revolución Francesa con la toma de la Bastilla, Anne Marie había hecho los retratos del ministro de finanzas Jacques Necker y el duque de Orleans, hermano del rey Luis XVI. Estos bustos en cera fueron utilizados por un grupo de hombres y mujeres que marcharon en una protesta el 12 de julio de 1789. Anne Marie fue arrestada en 1793, durante el período más cruel de la revolución, conocido como el gobierno del Terror. Fue la influencia del doctor Curtius la que

salvó a su protegida de morir en la guillotina. Entonces Anne Marie se tuvo que ganar la vida realizando las máscaras mortuorias de aquellos que sí fueron víctimas de la revolución y fueron guillotinados como el propio rey Luis XVI o la reina María Antonieta. El revolucionario Marat y el temido Robespierre también tuvieron la suya propia. Muchos de aquellos bustos se utilizaron en marchas y protestas como símbolos de la victoria revolucionaria. Obras que después Anne Marie consiguió recuperar y que hoy se exhiben en su famoso museo londinense.


hacían llamar Asamblea de Mujeres Republicanas, consiguieron al fin poderse encontrar en los locales de la Sociedad Fraternal de Patriotas de Ambos Sexos. De aquellas primeras reuniones nacería, el 10 de mayo, la Sociedad Revolucionaria de Mujeres Republicanas. Registrada en la Comuna de París, sus fundadoras fueron Claire Lacombe y Pauline Léon. Claire Lacombe era una actriz nacida en Pamiers que viajaba por toda Francia con una compañía teatral que participó activamente en los hechos revolucionarios de París. Claire, que frecuentaba algunos clubes masculinos defensores de las ideas jacobinas, decidió formar en febrero de 1793 su propio club femenino junto a Pauline Léon. Esta última había nacido en la capital francesa en el seno de una familia de artesanos chocolateros. Cuando su padre murió, Pauline tuvo que trabajar duro junto a su madre para alimentar a sus otros cinco hermanos. Su difícil existencia marcaría sus posturas políticas radicales durante la revolución. El 6 de marzo de 1791 Pauline Léon dirigió a la Asamblea Legislativa un discurso en favor del derecho de las mujeres a participar en las milicias ciudadanas para poder defender sus propios hogares. El club de Claire Lacombe y Pauline Léon fue el más famoso y activo de los que se crearon en favor de los derechos de las mujeres. Su vida fue, sin embargo, efímera. A finales de 1793, el Comité de Seguridad Nacional y la Convención Nacional decidieron clausurar la Sociedad Revolucionaria de Mujeres Republicanas. Tras ella, el resto de sociedades y clubes femeninos fueron prohibidos y disueltos.

REVOLUCIONARIA ENTRE LOS GIRONDINOS

SOBRE ESTAS LÍNEAS, de izquierda a derecha, Claire Lacombe y Pauline Léon. Arriba, la ejecución de la reina María Antonieta.

El grupo de los girondinos, quienes tomaron su nombre de la región de la Gironda, era el sector más moderado de la Asamblea Nacional y la Convención Nacional. Entre sus filas destacó Madame Roland quien, junto a su esposo JeanMarie Roland de la Platière, tuvo un importante papel escribiendo artículos sobre los cambios revolucionarios. Su salón ubicado en la Rue Guénegaud, fue uno de los principales lugares de encuentro de personalidades políticas de la talla de Brissot y Robespierre. CLÍO

37


El legado francés / MUJER Y REVOLUCIÓN La popularidad de Madame Roland terminó cuando empezó el gobierno del Terror. Su marido huyó a Ruan, pero ella fue arrestada el 1 de junio de 1793. Retenida en la prisión de l'Abbaye, fue liberada pero, finalment,e recluida en la prisión parisina de La Conciergerie. Allí escribió su obra Memorias y llamada a la posteridad imparcial, un texto en el que defendía su inocencia, la injusticia de su condena y plasmaba sus principios ideales de una revolución que la condenó a morir en la guillotina. Madame Roland subió al cadalso el 8 de noviembre de 1793. Antes de ser guillotinada gritó al pueblo de París que se había congregado para verlar morir: “¡Oh, Libertad!, ¡cuántos crímenes se cometen en tu nombre!”. Al conocer el dramático final de su esposa, Jean-Marie Roland se suicidó.

REVOLUCIONARIA ENTRE LOS JACOBINOS Conocida con el sobrenombre de Lambertine, Théroigne de Méricourt fue una de las mujeres que participó en la revolución desde el primer momento. Tras una infancia difícil en su Lieja natal, Théroigne consiguió llegar a París y hacerse un nombre entre el mundo ilustrado de la época previa a la toma de la Bastilla. Su salón de la Rue Boulay fue uno de los centros de reunión más importantes de la revolución. Además de su salón, Théroigne fundó el Club de los Amigos de la Ley que se uniría al club de los Cordeliers. Théroigne de Méricourt defendió los derechos de las mujeres y su participación activa en las calles. No en vano era conocida como “La primera amazona de la Libertad". Su fama fue decayendo cuando

"ESTOY TAN CONVENCIDA DE LA LEGITIMIDAD DE NUESTRA CAUSA, que si os dignáis a secundarla nos dirigiremos a nuestros adversarios, los hombres, para conseguir la capitulación honorable para nuestro sexo" (M. de Pussy. “Étrennes nationales des dames”).

SOBRE ESTAS LÍNEAS, de izquierda a derecha, Madame Roland y su esposo, Jean-Marie Roland de la Plàtiere.

38

CLÍO


empezó a criticar las posturas cada más más violentas y radicales de los jacobinos y que desembocarían en el gobierno del Terror. Fueron otras mujeres del sector más extremista de los jacobinos las que quisieron acabar con ella en plena calle. Fue en el jardín de las Tullerías, en la primavera de 1793, donde Théroigne de Méricourt, acusada de defender a los girondinos, fue despojada de su ropa y apaleada. El líder jacobino Jean Paul Marat evitó su asesinato. Pero la que fuera una de las principales mujeres del partido, alabada por hombres como Robespierre, terminó falleciendo en la hospital mental de la Salpétriére, después de vivir una larga agonía de depresión y demencia.

CONDORCET Y SU DEFENSA DEL FEMINISMO

EL PRIMER PERIÓDICO FEMINISTA EN NOVIEMBRE DE 1789 salía a las calles parisinas el primer número del Étrennes nationales des dames, un periódico considerado como el primer rotativo con contenido feminista de la historia. Firmado por una misteriosa M. de Pussy y “una sociedad de gentes de letras”, el texto, que recordaba los hechos de octubre alabando el papel de las mujeres en su marcha hacia Versalles, es todo un alegato en defensa de los derechos de las mujeres. Escrito por un autor aparentemente femenino, el texto se dirige tanto a hombres como a mujeres y reclama el fin de una sociedad injusta para las mujeres en un momento trascendental de cambio social. A pesar de que el Étrennes nationales des dames salía a la calle el 30 de noviembre del año de la revolución con un número 1 delante del título, en la actualidad solamente se conserva el primer ejemplar.

Es cierto que muchos hombres que participaron en la revolución vieron con desconfianza e incluso rechazo que las mujeres quisieran seguir la estela revolucionaria y conseguir sus mismos derechos civiles. Fueron pocas las voces masculinas que hablaron públicamente en defensa de las mujeres. La más conocida fue sin duda la del filósofo y político Marie Jean Antoine Nicolás de Caritat, conocido como Marqués de Condorcet. Condorcet escribió en 1790 Sobre la admisión de las mujeres al derecho de ciudadanía, todo un alegato en favor de los derechos femeninos. En su texto, Condorcet venía a decir que la inferioridad social y política de las mujeres se había asumido como algo natural por su reiteración a lo largo de los siglos por lo que no existía una conciencia femenina lo suficientemente sólida para cambiar las cosas. Para Condorcet, la declaración de derechos no tenía sentido si privaba a la mitad del género humano a tales derechos. Las mujeres que participaron en la Revolución Francesa no salieron muy bien paradas. Mientras algunas consiguieron por un breve periodo de tiempo hacer oír sus voces y otras consiguieron empuñar las armas, otras fueron víctimas del odio machista. Unas perdieron la cabeza en la guillotina, otras terminaron dementes en sanatorios. Su memoria fue silenciada y vilipendiada durante años hasta que los movimientos feministas de finales del siglo XIX y principios del XX rescataron del olvido sus voces silenciadas e hicieron de sus palabras los cimientos de su lucha en defensa de los derechos de las mujeres. CLÍO

39


Medicina e Historia / LA VACUNA DE LA VIRUELA

LA VACUNA DE LA VIRUELA BALMIS Y LA REAL EXPEDICIÓN EN EL SIGLO XVII, LA VIRUELA TOMÓ EL REVELO DE LA PESTE NEGRA, CONVIRTIÉNDOSE EN LA ENFERMEDAD MÁS TEMIDA POR LA HUMANIDAD. SU CONTAGIO ERA IMPARABLE Y CONTRAERLA SIGNIFICABA LA MUERTE. MÉDICOS COMO BALMIS Y LA REAL EXPEDICIÓN FILANTRÓPICA DE LA VACUNA SIRVIERON PARA ERRADICAR SU PROPAGACIÓN Y LLEVAR LOS RECURSOS SANITARIOS NECESARIOS PARA LUCHAR CONTRA SUS EFECTOS. ESTA ES LA HISTORIA DE UNO DE LOS MAYORES LOGROS SANITARIOS NUNCA ANTES CONTADO. POR PEDRO GARGANTILLA MADERA, profesor Historia de la Medicina en la Universidad Francisco de Vitoria

40

CLÍO


URANTE LOS SIGLOS XVII Y XVIII LA VIRUELA, A LA QUE EL HISTORIADOR BRITÁNICO THOMAS MACAULAY DEFINIÓ COMO “EL MÁS TEMIBLE DE TODOS LOS MINISTROS DE LA MUERTE”, tomó el relevo a la peste como el azote de la Humanidad. A la elevada mortalidad, en algunos casos próxima al 20%, había que añadir la ceguera y la desfiguración facial irreversible como señas de identidad. Se calcula que a finales del siglo XVIII morían en Europa anualmente unas 400.000 personas a consecuencia de esta infección.

D

VIRUELA

VACUNA... O

¿HUMANA?

En 1796 un médico rural inglés, el doctor Edward Jenner, descubrió un remedio eficaz y seguro para combatir la enfermedad, más allá de los rezos, sangrías, purgas y ayunos que venían practicando los galenos desde tiempo inmemorial. Este médico observó que quienes se infectaban de la viruela de las vacas (cowpox), una enfermedad leve y sin secuelas, no padecían la grave viruela humana (smallpox). Esta observación la confirmó científicamente al infectar a un niño de 8 años (James Phipps) con viruela vacuna, adquirida por una ordeñadora de vacas, y

un tiempo después someter al niño a la inoculación de líquido procedente de una lesión de viruela humana, observando que el niño no desarrollaba la enfermedad. La verdad es que si este ensayo clínico lo hubiera hecho en la actualidad el doctor Jenner habría terminado en la cárcel, ya que no sería inaceptable desde el punto de vista de la ética médica. A partir de este momento se empezó a difundir la técnica de Jenner que consistía, básicamente, en inyectar en la piel el líquido obtenido de la vesícula provocada por la inyección de una lesión de la viruela vacuna. Fue precisamente por CCLLÍÍOO

41


Medicina e Historia / LA VACUNA DE LA VIRUELA

crear “Juntas de Vacunación” para conservar, producir y abastecer de vacunas la campaña de forma permanente. En otras palabras, el valor de la Real Expedición no era tanto en llevar la vacuna, sino en la propagación de la misma, en enseñar a vacunar y favorecer la perpetuación de la vacunación.

PRELIMINARES

este motivo por el que a esta técnica se la empezó a conocer como “vacunación”.

LA

LLEGADA A

ESPAÑA

Esta nueva práctica médica causó un gran revuelo en los círculos científicos y en menos de cinco años había embajadores y practicantes en casi todo el mundo. Jenner publicó sus trabajos dos años después y en diciembre de 1800 la vacuna llegó a España. El doctor Francisco Piguillem inoculó, con fluido vacuno procedente de París, de forma preventiva a tres niños de Puigcerdà (Girona). A lo largo de los siguientes meses siguió vacunando en Vic, Cerdaña y Barcelona. Desde Cataluña la vacuna fue exportada a Aranjuez y a Madrid. La celeridad con la que se propagó la vacunación, en un tiempo en el que las noticias viajaban a caballo o en barco, pone de relieve la trascendencia del descubrimiento. En ese momento la corona española, al igual que otras monarquías europeas, defendía una política mercantilista, según la cual la productividad económica del Imperio se relacionaba de forma directa con el tamaño demográfico. En base a esto, se iniciaron proyectos para mejorar la higiene pública y reducir la mortalidad infantil. Es estos ideales preventivistas encajaba a la perfección la vacunación ideada por Jenner. En junio de 1802 se desencadenó en el Virreinato de Nueva Granada una epi42

CLÍO

demia de terribles proporciones, hasta el punto de que los gobernadores locales suplicaron al monarca español ayuda. Carlos IV derivó la consulta a su Consejo de las Indias en enero de 1803, el cual solicitó informes acerca de si era posible extender la vacuna frente a la viruela en los territorios de Ultramar y qué medios serían los más acertados. Es en este contexto en el que surgió la Real Expedición Filantrópica de la Vacuna, una gesta injustamente olvidada con la que se pretendía que las colonias españolas en América y Filipinas, los dominios de Ultramar, se beneficiaran del descubrimiento. Se trata de una de las empresas sanitarias de mayor trascendencia, tanto por su complejidad como por constituir una de las misiones de Salud Pública más importantes de toda la Historia. Este hecho contrasta con el escaso conocimiento que se tiene de ella a nivel general. Hay que tener presente que en la decisión de promover esta expedición también jugó un papel importante el hecho de que una de las hijas del monarca hubiese sido víctima de la viruela. Los objetivos de tan magna empresa fueron perfectamente definidos, lo cual llama poderosamente la atención. Además de difundir la vacuna desde el Reino de España a los Virreinatos ultramarinos, instruir a los sanitarios locales de las poblaciones visitadas para que hubiese continuidad del proyecto y

DEL VIAJE

En marzo de 1803 la expedición de la vacuna comenzó a prepararse, se estableció que como sistema de financiación los gastos de la navegación hasta las costas de ultramar corrieran a cargo de la Real Hacienda. Una vez allí los gastos de las expediciones locales y la creación de la Junta de Vacunación serían sufragados por los Diezmos Eclesiásticos, los Censos de Indios y los Tributos de Indios, es decir, los procedimientos habituales que tenía la Hacienda Pública para mantener las arcas de los Virreinatos. Lo que se tuvo claro desde el inicio es que el gasto no debía ser muy gravoso. Para que la expedición tuviese un marco legal y contase con todo el apoyo que precisaba para la difusión y éxito se promulgó el 5 de junio una Real Orden en la que se comunicaba la propagación de la vacuna contra la viruela a todos los territorios de Ultramar. En cuanto al transporte en un primer momento se pensó que la expedición se transportase en buques de guerra por ser más ligeros y por tener una comunicación frecuente con las colonias. Finalmente, se contrató una corbeta (María


Pita), dado que se pensaba que el viaje no sería demasiado largo se firmó un contrato hasta el 27 de enero de 1804, fecha en la cual todavía se encontraba fondeada en el puerto de La Habana. A continuación se nombró director de la expedición al doctor Francisco Xavier Balmis y Berenguer (1753-1819). La elección de este médico (cirujano militar) no fue casual. A su sólida formación intelectual había que añadir sus dotes de mando y su espíritu optimista. Balmis era un hombre metódico, minucioso, delicado, responsable, astuto, abnegado... En definitiva, tenía todas las cualidades para que la empresa fuese un éxito. Además, había estado en varias ocasiones en América, era un defensor a ultranza de la vacunación y había traducido el tratado más completo de la época sobre la vacuna. Pero Balmis no podía realizar la empresa en solitario, necesitaba un equipo sanitario trabajador y comprometido con el proyecto, por este motivo se nombraron a tres ayudantes médicos, uno de

HITOS EN LA HISTORIA DE LA VIRUELA – Hacia el 10.000 a.C. surge el virus de la viruela humana. –1519 la viruela llega a América. – 1796 Jenner descubre la vacuna frente a la viruela. – 1803-1806 Real Expedición Filantrópica de la Vacuna.

– 1949 Último caso de viruela en Estados Unidos. – 1977 Último caso detectado de viruela (Somalia). – 1980 La Organización Mundial de la Salud (OMS) considera que la viruela se ha erradicado en su totalidad.

LA ELECCIÓN DE BALMIS NO FUE CAUSAL. A su sólida formación intelectual había que añadir sus dotes de mando y su espíritu optimista. Tenía todas las cualidades para que la empresa fuera un éxito.

ellos con el cargo de subdirector de la expedición (Josep Salvany), dos practicantes y tres enfermeros.

LOS "NIÑOS

VACUNÍFEROS"

Resuelto el espinoso tema de la financiación y contratado el equipo sanitario, uno de los principales problemas que había que resolver era cómo conseguir que la vacuna resistiese todo el viaje, dado que entre algodones o cristales la vacuna se deterioraba. Hasta ese momento se había utilizado pus fresco o remitido a distancia entre dos cristales, pero la duración del viaje hasta América no garantizaba su viabilidad. Hay que tener en cuenta que en 1803 no había neveras y el transporte de vacas vivas infectabas habría dificultado enormemente la travesía. La solución se le ocurrió al propio Balmis: llevar niños e ir pasando cada cierto tiempo la vacuna de uno a otro, a través del contacto de las heridas. La elección de estos no fue casual, ya que en ellos la vacuna prendía como más facilidad, una simple incisión superficial en el hombro con una lanceta impregnada del fluido con el virus era suficiente para que apareciesen los granos vacuníferos unos diez días después. El método del “hombro

CLÍO

43


Medicina e Historia / LA VACUNA DE LA VIRUELA

EDWAR JENNER, junto a estas líneas. Abajo, una grabado que muestra la travesía del barco comandado por el doctor Balmis.

con hombro” era original, pero al mismo tiempo muy delicado, al tratarse de niños. A través de la vacunación de los niños se aseguraba la viabilidad del virus y, en consecuencia, su capacidad para generar una respuesta inmunológica. Los niños que fueron escarificados con el fluido de la viruela de las vacas (cowpox) recibieron el nombre de “niños vacuníferos”. Balmis recomendó la recolecta de niños de edades comprendidas entre 5 y 8 años que no hubieran padecido la viruela porque esto ofrecía una cierta garantía, puesto que los adultos sí podrían haber padecido la infección. Lógicamente las familias normalmente estructuradas eran reticentes a “prestar” a sus hijos para una aventura de tales dimensiones. El propio Balmis reconocía que “ningún padre es capaz de dar a sus hijos a un forastero desconocido”. Desde el primer momento se optó por reclutar a niños procedentes de Inclusas. En compensación la Corona se comprometía a hospedarlos, cuidarlos y formarles en una profesión que les garantizase y permitiese su integración laboral en la sociedad. El grupo inicial de niños elegidos estaba formado por 4 procedentes de los hospicios de Madrid y 18 de los orfanatos de Santiago de Compostela, haciendo un total de 22 niños, conocidos como “galleguitos”. El número era inferior a los 25 que había calculado inicialmente Balmis para asegurar el éxito de la misión. Esta táctica operativa conllevaba introducir un nuevo miembro en el 44

CLÍO

equipo, una persona que tuviese los conocimientos necesarios para atender y cuidar a los niños durante la travesía. Para este puesto Balmis eligió a Isabel Sendales y Gómez, la rectora de la Casa de Expósitos de A Coruña. Sería la encargada de cuidar no solo de los niños que partían desde España, sino de todos aquellos que fuesen incorporándose a la expedición. Hay que tener en cuenta que el individuo “fuente” o “depósito” no era útil para una nueva inoculación, habría que obtener en los pueblos por donde se pasase nuevos niños vírgenes transportadores de pústulas útiles. Los niños actuaron como reservorios naturales de la vacuna, garantizando el transporte de la vacuna en perfectas condiciones biológicas. En cuanto al puerto idóneo para la salida de la expedición, en primer lugar se optó por Cádiz, por su tradición americanista, pero a medida que se fue perfilando el proyecto el puerto de A Coruña fue ganando adeptos. En este puerto se habían establecido los buque-correo con destino a La Habana, Montevideo y Buenos Aires, los cuales además trasladaban a viajeros y mercancías. En cuanto a la ruta, inicialmente se propusieron tres diferentes: la del doctor Francisco Requena, la del doctor José Flores y la del doctor Xavier Balmis. El 26 de mayo de 1803 el Consejo de las Indias dictaminó una ruta para la expedición, la cual no se cumplió, Balmis tuvo que hacer modificaciones sobre

la marcha, motivadas por la necesidad de propagar con rapidez la vacunación.

RUMO

A

AMÉRICA

El 30 de noviembre de 1803 la expedición partió con viento favorable y mar propicia del puerto de A Coruña a bordo de la corbeta “María Pita”, de unas doscientas toneladas, capitaneada por Pedro del Barco. Balmis llevaba instrumental quirúrgico e instrumentos científicos, así como la traducción del Tratado práctico e histórico de la vacuna, de Moreau de Sarthe, para ser distribuido a las Juntas de Vacuna que se fundaran. La corbeta partió con dos niños inoculados. La primera escala fue Santa Cruz de Tenerife, donde fueron recibidos de forma calurosa. La expedición no podía comenzar mejor. En la isla permanecieron atracados durante un mes para cumplir la primera de sus misiones, vacunar a la población y establecer en el puerto tinerfeño un centro de vacunación que permitiese difundir y mantener la vacunación en el resto de las islas del archipiélago. Una vez se completó la misión, la corbeta puso rumbo hacia Puerto Rico, donde atracó casi un mes después, tras una travesía tranquila y sin incidentes. Durante el viaje el doctor Balmis vacunaba dos niños cada vez, para asegurarse la continuidad de la cadena humana. En Puerto Rico la expedición no disfrutó de los halagos y atenciones de las autoridades locales que habían tenido en Tenerife. Todo fueron contratiempos, por


una parte hubo una ausencia total de colaboración por parte de las autoridades locales, debido a que se había iniciado la vacunación a través de una vacuna procedente de la isla inglesa de Saint Thomas, y por otra, Balmis no encontró niños que cumpliesen las características inmunológicas exigidas para mantener la continuidad de los pases, y que permitiese seguir con la misión. A continuación, y después de una tormentosa travesía, arribaron al puerto venezolano de Puerto Cabello, en lugar de hacerlo en La Guayra, como estaba previsto. Después se trasladaron por tierra hasta Caracas, lugar en el que se creó la primera Junta de Vacuna, que sirvió de modelo a las siguientes. En la capital venezolana la expedición se fragmentó en dos grupos, uno capitaneado por Salvany, que se dirigió por tierra hasta Santa Fe (capital del Virreinato de Nueva Granada) y desde allí a diferentes territorios de América del Sur, y otro dirigido por Balmis que regresó

LAS PANDEMIAS MÁS LETALES DE LA HISTORIA 1. VIRUS DE LA VIRUELA: más de 300 millones de muertos. 2. VIRUS DEL SARAMPIÓN: más de 200 millones de muertos. 3. GRIPE ESPAÑOLA: 50-100 millones de muertos. 4. Peste negra: más de 75 millones de muertos en todo el mundo . 5. VIRUS DE LA INMUNODEFICIENCIA HUMANA: más de 25 millones de muertos. 6. CÓLERA: más de 3 millones de muertos.

EL 30 DE NOVIEMBRE DE 1803 LA EXPEDICIÓN PARTIÓ de A Coruña. Balmis llevaba instrumental quirúrgico e instrumentos científicos. Le acompañaban entonces dos niños inoculados.

nuevamente a la corbeta María Pita. La división de la expedición buscaba abarcar en el menor tiempo posible la mayor extensión de territorio. Ambos grupos nunca más volverían a encontrarse. A partir de ahora seguiremos los pasos del grupo encabezado por Balmis, pero no hay menospreciar la labor que desarrolló Salvany a través de los Andes. La siguiente escala de la corbeta fue en Nueva España, donde fondearon en La Habana con 27 niños (21 gallegos y 6 unidos a la expedición en La Guayra). En esta isla ya se había introducido la vacuna, por lo que volvieron a encontrar dificultades para obtener niños aptos para la expedición. Ante la reiterada negativa de las autoridades cubanas en proporcionar cuatro niños que Balmis necesitaba para no romper la cadena de la vacunación, no tuvieron más remedio que comprar tres niñas esclavas cubanas como portadoras de la vacuna. Poco después partieron rumbo a México, llegaron a Sial (Yucatán), desde donde se trasladaron a Mérida, Veracruz y ciudad de México. Durante 53 días los expedicionarios llevaron a cabo labores de vacunación y reclutaron los niños que llevarían la vacuna a través del Pacífico. La estancia en el Virreinato de Nueva España fue considerada un éxito, tanto en cuanto al número de personas vacuCLÍO

45


Medicina e Historia / LA VACUNA DE LA VIRUELA barco hizo una escala técnica en la isla de Santa Elena, que en aquel momento era colonia inglesa, el médico español consiguió, a pesar de las enormes reticencias de las autoridades locales, implementar la vacunación en la isla. Finalmente, la fragata portuguesa llegó a Lisboa el 14 de agosto de 1806, habían pasado 32 meses y 14 días después de su partida de A Coruña. Tras una breve estancia, Balmis alquiló un carruaje que le llevó a España. Finalmente, fue recibido el 7 de septiembre de 1806 por Carlos IV, al que rindió cuentas de la Real Expedición y del que obtuvo la felicitación por el éxito de la empresa. Fue el gran día de Balmis, el premio a una labor titánica y a una entrega sin descanso a través del globo terráqueo. En 1807 Carlos IV nombró al doctor Balmis Cirujano de Cámara e Inspector General de la Vacuna en España.

EDWAR JENNER inyectando la vacuna de la viruela a un niño. Abajo, monumento conmemorativo de la Real Expedición.

nadas (en torno a 100.000) como a las infraestructuras que allí quedaron (Juntas de Vacuna, redes de centros y espacios sanitarios donde se vacunaba) y al elevado número de profesionales de salud que adquirieron los conocimientos y las habilidades técnicas para seguir con el programa de vacunación.

ATRAVESANDO

EL PACÍFICO

Mientras que para cruzar el Atlántico se había fletado un barco a propósito para la expedición, para la travesía por el Pacífico tuvieron que adaptarse a una nave de vía regular. Tras conseguir 26 niños mexicanos, el 7 de febrero de 1805 Balmis partió desde Acapulco a bordo del navío San Francisco de Magallanes, que cubría la línea regular a Manila. A la dureza de la travesía hubo que añadir un viaje plagado de incomodidades y malas condiciones de salubridad, puesto que el barco transportaba habitualmente carga y no personas. La alimentación también dejaba mucho que desear, debido a que la dieta consistía básicamente en carne procedente de ganado enfermo, judías, lentejas y unos pocos dulces. Balmis se quejó tanto del mal trato dado a los niños, en los que residía el éxito de la expedición, como del elevado coste de los pasajes. Para colmo de males cuando el barco llegó a la bahía de Manila, tras 67 días 46

CLÍO

DESPUÉS

de viaje, no había nadie para recibirlos. En aquellos momentos el archipiélago filipino dependía administrativamente del virrey de la Nueva España. Durante su estancia en Manila, la cual se prolongó por espacio de varios meses, se estableció un programa para vacunar al mayor número posible de personas y se creó una Junta de Vacuna. Balmis, conocedor de que la vacuna no se había difundido en China, tomó la decisión de viajar a Macao para propagar el programa de vacunación. Allí llegó con tres niños filipinos a bordo de la fragata Diligencia tras una durísima travesía en la que fueron sorprendidos por un tifón. El médico se adentró en territorio chino vacunando hasta alcanzar la provincia de Cantón. La salud Balmis estaba quebrantada, llevaba enfermo de disentería desde hacía varias semanas y los síntomas lejos de remitir se acentuaban. Fue entonces cuando el galeno exhausto por su situación decidió emprender el viaje rumbo a Europa, lo cual se antojaba en aquellos momentos una tarea difícil, como así fue. Tras solventar los graves problemas económicos que le impedían costearse su pasaje, consiguió una plaza a bordo del navío portugués Bon Jesús de Alem, que salía desde Macao con rumbo a Lisboa. Durante la travesía Balmis tuvo tiempo para recuperarse y cuando el

DEL VIAJE

Antes de partir de Macao, Balmis había dejado a su ayudante Antonio Gutiérrez la dirección de la vacunación de las islas, así como la planificación del regreso a Acapulco. Isabel Sendales, la rectora de la Casa de Expósitos de A Coruña, también permaneció con ellos en Filipinas. Durante los dos años que se prolongó la estancia vacunaron a más de 20.000 personas. El 19 de abril de 1807 partieron de nuevo en el Magallanes rumbo a México con 25 niños. Cuando las tropas napoleónicas entraron en España y José Bonaparte fue proclamado rey de España, Bal-


mis no juró acatamiento al nuevo monarca y se trasladó a Sevilla, siguiendo a la Junta Central, que le ordenó que regresase a México para continuar la vacunación por aquellos territorios, ya que habían llegado noticias de que el fluido se estaba extinguiendo a causa del abandono de los facultativos del programa de vacunación de aquella zona. A mediados de 1810 Balmis partió de Cádiz rumbo a Veracruz, desde donde regresó tiempo después con “un cajón de plantas exóticas vivas”. En cuanto a los niños, su destino al regresar a España es incierto y se desconoce si el Erario Público cumplió su parte del trato. Actualmente en la calle Parrote, en el puerto de A Coruña, hay una escultura homenaje a los niños huérfanos que partieron con la expedición (“los galleguitos)”. Se ha acusado a los españoles de haber acabado con la vida de miles de indígenas a causa de las enfermedades

SE HA ACUSADO A LOS ESPAÑOLES DE HABER ACABADO con la vida de miles de indígenas a causa de las enfermedades que llevaron a América, pero se ignora que esta Real Expedición sirvió para salvar la vida de miles de personas.

que llevamos a América, pero se ignora que esta Real Expedición sirvió para salvar la vida de miles de personas. Se calcula que unas 250.000 personas, en su gran mayoría niños, fueron vacunadas directamente por la Real Expedición y otro cuarto de millón de habitantes de Lationoamérica y Filipinas lo fueron en los años que siguieron a la misma. Desgraciadamente la odisea de los “niños vacuníferos” ha quedado diluida en la Historia. Por todo ello, nos quedamos con una cita de Edward Jenner, el descubridor de la vacuna, tras enterarse del éxito de la Expedición: “No me imagino que en los anales de la Historia haya un ejemplo de filantropía tan noble y tan extenso como este”. Más datos en: – La salud del Imperio. La Real Expedición Filantrópica de la Vacuna. Ramírez Martín. Doce Calles/Fundación Jorge Juan, 2002. – La Real Expedición Filantrópica de la Vacuna (1803-1806). Balaguer Perigüell y Ballester Añón. Monagrafías Asociación Española Pediatría, 2006.

CLÍO

47


MUJERES en la Historia

ÉMILIE DU CHÂTELET /DPDUTXHVDFLHQWt¿FD EL SIGLO DE LAS LUCES SUPUSO UN MOMENTO BRILLANTE PARA EL MUNDO DE LA FILOSOFÍA Y LA CIENCIA. GRANDES HOMBRES ERUDITOS DESARROLLARON SU TALENTO INTELECTUAL HACIENDO GALA DE SU SABIDURÍA. EN AQUEL TIEMPO TUVO LUGAR TAMBIÉN LA REVOLUCIÓN CIENTÍFICA, MOMENTO CLAVE DE LA HISTORIA DEL PENSAMIENTO Y DEL CONOCIMIENTO CIENTÍFICOS EN EL QUE LAS MUJERES TUVIERON UNA TÍMIDA Y EXIGUA PARTICIPACIÓN. RELEGADAS A LA VIDA EN EL HOGAR O AL CONVENTO, CON UN ACCESO A LA EDUCACIÓN DEFICIENTE, SOLAMENTE UNAS POCAS PRIVILEGIADAS DISFRUTARON DE UN COMPLETO SABER INTELECTUAL. DE TODAS ELLAS, LA MARQUESA DE CHÂTELET FUE, SIN DUDA, UN CASO EXCEPCIONAL. POR SANDRA FERRER www.mujeresenlahistoria.com

G

ABRIELLE-ÉMILIE LE TONELIER DE BRETEUIL NACIÓ EN PARÍS EL 17 DE DICIEMBRE DE 1706, en el seno de una familia acomodada perteneciente a la nobleza de toga. Hija del barón de Breteuil y su segunda esposa, fue la única niña de los seis vástagos de la pareja y especialmente amada por su padre. De mente abierta, el barón de Breteuil facilitó a la pequeña Émilie el mismo acceso a la educación que a sus otros hijos varones. Y ella supo aprovechar con creces la oportunidad estudiando durante horas y asimilando todo el conocimiento que sus preceptores le ofrecían. Como su condición de mujer le impidió acceder a la universidad, su padre no reparó en

gastos para organizar en su propia casa un completo plan de estudios. Además de aprender varios idiomas como el griego o el latín, Émilie se sumergió en la lectura de obras clásicas de Virgilio o Cicerón, aprendió a tocar el clave y se familiarizó con la filosofía, las matemáticas y la física. Cantaba ópera, era una actriz precoz de teatro, bailaba y practicaba distintos deportes. La formación de Émilie distaba mucho de la exigua educación permitida a las niñas de su tiempo, a las que se las preparaba para ser buenas y devotas amas de casa. Desde bien pequeña demostró una capacidad excepcional de sacrificio. No dormía más que escasas horas, las necesarias para continuar con sus estudios.


MUJERES en la Historia UNA

INTELIGENCIA PRECOZ

A los quince años, Émilie fue presentada de la mano de su padre en el espléndido Versalles. Allí las damas y miembros de la corte se sorprendieron al ver a aquella muchacha elegantemente vestida, ataviada con pulcras pelucas y con manchas de tinta en los dedos, causadas por las largas horas de estudio. Émilie sentía verdadera pasión por el conocimiento, lo que no fue impedimento para que supiera también disfrutar de las fiestas en la corte de Luis XV. Pocos años después, en 1725, el barón de Breteuil concertó el matrimonio de su única hija con el marqués de Châtelet-Laumont. Ella tenía diecinueve años y el treinta; ella sentía pasión por el conocimiento mientras el marqués dedicaba su tiempo libre a la caza. A pesar de que tenían muy poco en común, el marido de la ya convertida en marquesa de Châtelet la apoyó siempre en su continuo acercamiento al saber. Émilie tampoco defraudó a su marido, al que dio tres hijos y con el que se paseó en los primeros años, por los salones más lujosos de París. Sin embargo, tras el nacimiento y prematura muerte de su tercer vástago, la pareja empezó a distanciarse y cada uno hizo su propia vida. Mientras el marqués se dedicaba a la vida militar y disfrutaba de sus múltiples amantes, ella continuaba con sus estudios contratando a los mejores profesores particulares. Pero Émilie también tuvo tiempo para disfrutar de las fiestas y el glamour de

ÉMILE SENTÍA VERDADERA PASIÓN por el conocimiento, y se enfrascaba en sus estudios. la capital francesa y no cerró las puertas al amor, manteniendo idilios con varios amantes, entre ellos el duque de Richelieu.

LA

MARQUESA Y EL FILÓSOFO

Dejando esta a un lado, una de las relaciones más fructíferas y duraderas fue la unión personal e intelectual que Émilie tuvo con el filósofo Voltaire, al que había conocido cuando era todavía una niña y con quien se reencontró en 1733. Después de pasear su relación por París y la corte de Versalles, Émilie le dio refugio en el castillo de Cirey donde

ABAJO, alegoría de Emile Châtelet. A su derecha, muestra del distanciamiento con su marido y retrato de la elegante marquesa.

vivía con sus hijos, para intentar evitar las acusaciones vertidas sobre él tras la publicación de sus Cartas Filosóficas. En Cirey, Émilie y Voltaire iniciaron un intenso período de estudio e investigación científica. Con cortinajes oscuros en las ventanas para evitar ser interferidos por los cambios del día y la noche, la marquesa y el filósofo se sumergieron en una trepidante vida de estudio que duraría diez largos e intensos años. El resultado fue la creación de una de las bibliotecas más extensas y


A LA DERECHA, POCAHONTAS durante sus años en Inglaterra. Junto a estas líneas, representación del bautizo de la princesa india.

EMILE CHÂTELET mantuvo una relación con Voltaire, tal y como muestra la alegoría de la izquierda, en la otra página.

espectaculares de la época equiparable solo a los centros universitarios del momento, y la publicación de una obra en tres volúmenes sobre Leibniz, las Instituciones de física y un tratado sobre Newton firmado conjuntamente con Voltaire conocido como Principios matemáticos de la filosofía natural, entre otras. Al que se sumaron las traducciones al francés que hizo la marquesa de distintas obras como La Fábula de las abejas, en cuya introducción hizo un alegato en favor del desarrollo del talento femenino.

ALEGATO

FEMENINO

Émilie du Châtelet consiguió un amplio reconocimiento de la

comunidad científica del siglo XVIII en toda Europa. Atrás quedaban sus entradas en el café Gradot de París, centro de encuentro de científicos, matemáticos y filósofos, vestida de hombre para que no le vetaran el acceso. Émilie du Châtelet tampoco desatendió el cuidado de su casa ni su apariencia física, convirtiéndose en una de las marquesas más elegantes de la Francia del final del Antiguo Régimen. Su salón parisino se convirtió en uno de los muchos frecuentados por hombres eruditos. La vida de la gran científica terminó dramáticamente tras un embarazo inesperado fruto de una fugaz relación con Jean François de Saint-Lambert, un joven poeta y oficial de la guardia

del duque Estanislao de Lunéville. El parto fue fatal para una mujer que estaba a punto de cumplir los cuarenta y tres años de edad. Trabajadora incansable, en los últimos días de su vida estaba traduciendo la obra de Newton Philosophiae naturalis principia mathematica. Terminó su trabajo el mismo día de su muerte, el 10 de septiembre de 1749, después de dar a luz a una niña que moriría también pocos días después. No solo sus obras recuerdan a esta mujer excepcional, que no se resignó a seguir los dictados de una sociedad que relegaba a las mujeres a un mundo ajeno a la intelectualidad. Un asteroide y un cráter de Venus llevan su nombre.


Antigua Roma / GLADIADORES

52

CLÍO


+0%(-%(36)7 631%237 LA HISTORIA DE SUS ESPECTÁCULOS TRADICIONALMENTE, SE HA ATRIBUIDO EL ORIGEN DE LAS LUCHAS DE GLADIADORES ROMANOS A SUS VECINOS, LOS ETRUSCOS. A EXCEPCIÓN DE ALGÚN AUTOR ROMANO, QUE ESCRIBIÓ AL RESPECTO, NO HAY NINGUNA PRUEBA ARQUEOLÓGICA QUE JUSTIFIQUE ESTA HIPÓTESIS Y LO QUE NOS CUENTAN LAS FUENTES ES MUY POCO FIABLE AL HABER SIDO ESCRITAS ALGUNOS SIGLOS DESPUÉS. WKZDZ1E'Z/DhHKͳ^EdK^͕arqueóloga e historiadora

L

OS ETRUSCOS ¿PRECURSORES DE LAS LUCHAS GLADIATORIAS? Al pueblo etrusco lo conocemos por las fuentes griegas y latinas, también por sus yacimientos arqueológicos, pero, sobre todo, podemos acercarnos a su historia por su cerámica y por sus necrópolis. Una importantísima fuente de información es su iconografía, tanto la que aparece en la decoración de estas cerámicas, como aquella que decora las paredes de las tumbas. Se trata de un arte con una importante influencia griega, esto es debido a que eran continuos los contactos comerciales que mantenían entre ellos, tanto con los que se encontraban en ultra mar, como con sus vecinos de Italia situados en la llamada Magna Grecia, al sur de la península italiana y Sicilia. Las pinturas parietales que aparecen en el interior de los mausoleos nos aportan una gran cantidad de información sobre la sociedad, la religión y la cultura etrusca. También sobre sus gustos. Por ellas sabemos que eran amantes del buen comer, de las fiestas o simposia y de los espectáculos, así como de competiciones deportivas como las carreras de carros

tirados por caballos o el boxeo. Pero entre las actividades atléticas no encontramos ni una sola representación de una lucha de gladiadores, ni nada que se le parezca. En ninguna tumba, al menos en las encontradas hasta la fecha, la iconografía habla de dos personas luchando ataviadas con el armamento y el equipaje propios de los gladiadores.

LOS CAMPANOS, LOS VERDADEROS PERCURSORES En cambio, sí tenemos representaciones muy similares a hombres armados que luchan por parejas en las pinturas murales de las tumbas de otro pueblo, contemporáneo al etrusco y también vecino de los romanos: los campanos. Sabemos que en un momento dado, formaron parte del pueblo etrusco debido a su expansión por tierras itálicas, pero ciertamente la lucha de parejas pertrechadas de forma tan característica tuvo su nacimiento en este pueblo y no fue importado o aprendido de sus conquistadores. La mayor parte de estos frescos se encuentran en Paestum, al sureste de Nápoles y están datados entre el 370340 a.C. En estas pinturas aparecen, CLÍO

53


Antigua Roma / GLADIADORES

"LAS ESCUELAS DE GLADIADORES MÁS FAMOSAS SE ENCONTRABAN EN LA ZONA DE CAPUA, muy conocida para todos por ser donde escapó, dos siglos después, el esclavo y gladiador Espartaco.

CARRERAS DE CABALLOS LA CAMPANIA, SITUADA AL SUR DE ITALIA, PRIMERO FUE COLONIZADA POR GENTES PROCEDENTES DE EUBEA EN EL SIGLO VIII A.C., pasando así a formar parte de la Magna Grecia. Estos antiguos griegos fundaron colonias en la zona de la bahía de Nápoles (en griego Neápolis) entre otros lugares costeros. Fueron conquistados por los samnitas que se desplazaron desde el centro de Italia y ocuparon diversas

54

CLÍO

ciudades. En el 343 a.C. Roma y Capua (la antigua Capuania y de ahí Campania) se aliaron para luchar contra los samnitas, fue la denominada Primera Guerra Samnita que duró aproximadamente dos años. Hubo otras dos guerras más. El conflicto terminó, finalmente, en el año 290 a.C. cuando fueron sometidos por Roma. Las relaciones entre campanos, samnitas, griegos, etruscos y otros tantos pueblos, fueron fluidas puesto que eran

vecinos, por ello no es extraño que algunos aspectos de la cultura de unos y otros fuesen adquiridos y asimilados, sin ningún problema, por sus vecinos. Así es cómo llegaron a Roma las carreras de carros, las luchas de gladiadores, el teatro, etc.

entre otras muchas escenas de diferente temática, lo que los investigadores han creído que eran escenas de juegos funerarios. Se trata de carreras de carros y combates de boxeo (como en Etruria), pero también luchas entre dos personas armadas con lanzas, escudos y cascos. Detrás de ellos aparece, a veces, una figura masculina, se ha hipotetizado sobre si sería un guardia o vigilante, y, por ello se ha deducido, que los dos personajes que luchaban lo hacían forzados. En las imágenes, muy a menudo, aparecen heridos, de sus lesiones brota sangre y en uno de los frescos uno de los personajes aparece yaciendo en el suelo, probablemente muerto por el arma de su rival. Como podemos ver, esta es la fuente arqueológica que cuenta con más coincidencias con los juegos o munera romanos. Si acudimos a los textos, es Tito Livio quien nos cuenta que en el 308 a.C., en el curso de la Segunda Guerra Samnita (327-304 a.C.), los romanos lograron una victoria decisiva sobre el pueblo que dio nombre a la acción bélica. Roma se llevaron como trofeo una gran cantidad de armas y con las mismas decoraron el foro. Los campanos, otros vecinos de Roma, aliados de estos y rivales de los samnitas, se quedaron con los prisioneros que obligaron a luchar como gladiadores en sus banquetes: “Los campanos, por orgullo y por odio a los samnitas, con semejante ornato armaron a los gladiadores que servían de espectáculo en los banquetes y los denominaron con el nombre de ‘samnitas’”, (Tito Livio IX, 40, 17). Curiosamente, cuando Roma comienza a celebrar sus munera gladiatoria, los samnitas era una de las tipologías que luchaba en la arena. Además, otra prueba a su favor es que los primeros anfiteatros de piedra fueron construidos en Campania, como el famoso edificio de la ciudad de Pompeya, y que, posteriormente, las escuelas de gladiadores más famosas se encontraban en esta zona, como la de Capua, muy conocida para todos actualmente por ser de donde escapó, dos siglos después, el esclavo y gladiador Espartaco.

LOS GLADIAORES DEN ROMA La primera mención a un combate de gladiadores en Roma se remonta al 264 a.C., cuando los dos hijos del fallecido Junio Bruto Pera llevaron a cabo una


lucha de tres pares de gladiadores en los juegos fúnebres en honor a su padre. La costumbre de derramar sangre humana en la tumba de un pariente fallecido era ya muy antigua. Se creía que la sangre reconciliaba a los muertos con los vivos y los romanos estaban familiarizados con los sacrificios de animales, pero también los humanos. La siguiente referencia a los combates en Roma data del 216 a.C. Los tres hijos de Lépido organizaron unos juegos funerarios en su honor. En ellos participaron 22 parejas de gladiadores que lucharon en el Foro. No tenemos referencias a juegos entre las dos fechas antes mencionadas, pero probablemente no fueron las únicas personas en celebrar de esta forma el funeral de su padre difunto, al menos entre las familias más distinguidas de Roma pudo ser algo bastante habitual. En el año 206, esta vez en Hispania, hubo un homenaje a la memoria del padre y tío de Escipión. Tito Livio es quien nos cuenta que los luchadores eran tanto esclavos como voluntarios libres, e incluso entre los gladiadores había algunas personas ilustres: “Los gladiadores que tomaron parte en el espectáculo no eran los que habitualmente presentan los lanistas, esclavos procedentes de la tarima de venta y libres que ponen precio a su sangre; la colaboración de los luchadores fue por entero voluntaria y gratuita. Algunos, en efecto, los enviaron los régulos para hacer una demostración del valor innato de su raza, otros manifestaron espontáneamente que ellos lucharían para hacer honor a su general, a otros los movió el espíritu de rivalidad

para hacer y aceptar desafíos, y algunos resolvieron con el hierro las diferencias que no habían podido o no habían querido resolver pacíficamente, poniéndose previamente de acuerdo en que el objeto de las diferencias seria para el vencedor”, (XVIII, 21, 2-5). Es evidente que el combate de gladiadores ya era común en 206 a.C., y no solo con esclavos, también los ciudadanos libres participaban. Con el tiempo, el número de combatientes que luchaba en la arena fue creciendo, como veremos más adelante. En 183 a.C., los juegos fúnebres en honor de Publio Licinio incluyeron 60 pares de luchadores. En el 174 a.C., Tito Flaminio presentó en honor de su padre fallecido 74 gladiadores, además de un reparto de carne y de un banquete. Estos juegos duraron cuatro días, tres de ellos tuvieron luchas de gladiadores. Los juegos públicos (ludi) eran organizados por las autoridades estatales. Entre ellos se incluían las representaciones teatrales y las carreras de carros. No era el caso de los munera gladiatoria, que corrían a cargo de la familia del difunto, que era quien se hacía cargo de todos los gastos. Tenemos que diferenciar por lo tanto un ludus (juego) del munus (un regalo u obligación). Por regla general, y debido al enorme gasto que suponía, los munera los realizaban las familias más pudientes. En algunos casos era el propio noble romano quien dejaba en su testamento su deseo de cómo debía ser organizado su funeral, incluyendo entonces las luchas de gladiadores. Su voluntad tenía la condición de ser una obligación para sus herederos, que aprovechaban la opor-

tunidad para demostrar la riqueza y el poder de su familia. En ocasiones, el difunto dejó un testamento bastante extravagante, que ponía a sus herederos en una posición incómoda. Por ejemplo, tenemos referencias a la voluntad de un romano distinguido que estipuló que luchasen en su honor unos pocos jovencitos y las mujeres más hermosas de su casa, a lo que el pueblo se negó y no llegó a llevarse a cabo.

REPÚBLICA ROMANA A partir del siglo II a.C., el combate de gladiadores se extendió por toda Italia y sufrirá una transformación paulatina. Lo que había comenzado siendo un rito dentro de la celebración de un funeral pasará a ser un modo de influencia política. Ahora no se celebrará la lucha de gladiadores en los días posteriores al funeral, sino que en la mayoría de los casos será mucho tiempo después. El encargado, como antes, será la familia, pero el peso de toda la organización y del gasto recaerá en el heredero. Este disponía de forma estratégica la celebración, antes de las siguientes elecciones. Julio César, por ejemplo, con la esperanza de conseguir el cargo de edil, realizará unos juegos en honor de su padre 20 años después de la muerte de este: “Gastando sin miramientos, daba la impresión de estar comprando una gloria breve y efímera a precio de oro, cuando en realidad lo que hacía era adquirir ventajas capitales a bajo precio; se dice que, antes de haber ocupado cargo alguno, ya se había endeudado por valor de mil trescientos talentos. Más tarde, cuando fue nombrado intendente de la vía Apia, gasto en ella enormes sumas de su proCLÍO

55


Antigua Roma / GLADIADORES

"EN EL AÑO 65 A.C., JULIO CÉSAR llevó a cabo un espectáculo en el que participaron 320 pares de combatientes, probablemente de su propia escuela en Capua".

pio dinero; después, siendo edil, costeó trescientas veinte parejas de gladiadores; finalmente, con sus demás larguezas y patrocinios para teatros, procesiones y banquetes, eclipsó a los que antes de él se habían entregado a ambiciosas liberalidades, y a tal punto dispuso en su favor al pueblo que todo el mundo buscaba una nueva magistratura o un nuevo honor con los que devolverle los favores recibido”, (Plutarco César, 5, 9). En este momento fue cuando el número de combatientes enviados como gladiadores a la arena aumentó dramáticamente. Los juegos pasaron de celebrarse como algo puntual y de poca duración en honor al difunto a durar muchos días o incluso meses, con cientos o miles de participantes. En el año 65 a.C., Julio César llevó a cabo un espectáculo en el que participaron 320 pares de combatientes, probablemente de su propia escuela en Capua. También fue el primero en hacer juegos en el honor de su hija. Hasta el momento, como hemos visto, solo eran en honor del padre. En estos juegos Furius Leptinus, de familia pretoriana, y Quinto Calpenus, un ex senador y abogado defensor de causas, lucharon hasta la muerte. Aún, en este tiempo, los gastos corrían a cargo de la familia. Sufrirán un

CARRERAS DE CUADRIGAS LAS LUCHAS DE GLADIADORES FUERON, DESPUÉS DE LAS CARRERAS DE CUADRIGAS, DE LOS ESPECTÁCULOS FAVORITOS PARA LOS ROMANOS. Movía mucho dinero y había personas que viajaban desde lugares lejanos para poder disfrutar de los munera. Como en la actualidad ocurre con los deportes de masas, también había seguidores de gladiadores y algunas personas tenían sus favoritos. Por este motivo no nos puede extrañar que hubiese

56

CLÍO

enfrentamientos entre el público. Un ejemplo es el disturbio que hubo en Pompeya donde luchaban los locales contra otros gladiadores de la ciudad vecina de Nuceria. Tenemos noticia de este evento por los graffiti que aparecieron en las paredes de la ciudad sepultada por el Vesubio. Las gradas estaban atestadas de espectadores de ambas ciudades, y lo que comenzó con insultos, fue subiendo de tono, dio paso a la violencia física, con lapidaciones y por

último utilizando armas. Hubo cientos de personas heridas, mutiladas e incluso muertos. Fue tal la magnitud del desastre humano que Nerón mandó realizar una investigación sobre el asunto y sancionó el anfiteatro de Pompeya cerrándolo por 10 años,

tiempo en el que solo podrían celebrarse en su interior las competiciones atléticas, ningún otro tipo de espectáculo y Livineio y cómplices fueron exiliados. Finalmente, Nerón suavizó el castigo y el anfiteatro de Pompeya volvió a abrir sus puertas en el 64 d.C.


cambio cuando el Estado comience a hacerse cargo de los mismos, con Augusto, que en el 44 a.C. con motivo de la muerte de César, celebrará en su honor unos juegos. Este es el momento en que estos espectáculos pasan de tener un carácter eminentemente religioso a ser completamente seculares, hasta el punto que Roma olvidará completamente la función primitiva de los mismos. Ahora los políticos entretenían a la gente con espléndidos munera con el objetivo de que la población romana se sintiera en deuda con el editor, de esta forma devolvían el favor con apoyos en las siguientes elecciones. Se trataba de un intercambio de favores. Incluso llegó un momento que los propios ciudadanos obligaban a realizar el espectáculo, como en el caso de Pollentia, que en el siglo I d.C. impidieron abandonar la plaza del pueblo a una procesión con los restos de un centurión superior, obligando a los herederos a que pagasen una gran suma de dinero para los munera de gladiadores. Esto demuestra que esta clase de juegos ya formaba parte de de la cultura del pueblo romano y tenía el derecho a exigirlos.

LOS ESPECTÁCULOS DE GLADIADORES EN TIEMPOS DEL IMPERIO El período Imperial es considerado como la edad de oro de los juegos de lucha. Emperador Augusto realizó numerosos cambios que tuvieron un gran impacto en la reorganización de los mismos: los tipos de gladiadores y sus armas, las reglas de combate e incluso designó donde debía sentarse el público

en los edificios de espectáculos según su clase social y sexo. Su gobierno fue conmemorado por un gran número de combates de gladiadores, venationes y una naumaquia. El emperador Augusto reclutó a 10.000 participantes en ocho grandes espectáculos de lucha, con más de 1.000 gladiadores destacados en cada munus. Estos grandiosos munera fueron poco frecuentes debido al gran gasto que conllevaban, incluso en la ciudad de Roma, por no hablar de pequeñas ciudades o provincias, donde solo 20-50 parejas de gladiadores participan normalmente en un munus, con un promedio de lucha de 12-13 parejas al día. A Tiberio no le gustaban espectáculos donde participaban gladiadores y rara vez los organizó, aunque cuando lo hizo eran notables por su esplendor. Calígula organizó juegos de gladiadores en el anfiteatro de Estatilio Tauro o en los Saepta. Este emperador, que tenía fama de sanguinario y cruel, convirtió este evento en una pura y simple masacre, con hombres inocentes, desde esclavos a senadores, que tuvieron que morir en la arena obligados a luchar: “Además de los gladiadores previstos, enfrentaba también, de improviso y por un motivo insignificante, a otros individuos, incluso operarios, ayudantes y personas de este jaez, si una máquina automática, un andamio o algún otro artefacto por el estilo había tenido algún fallo. Hasta hizo bajar a la arena a uno de sus nomencladores tal como estaba, vestido con la toga”, (Suetonio Claudio, 34, 1-2). Claudio mantiene una alta frecuencia de los juegos de gladiadores. Con el

tiempo, sin embargo, manifestó inclinaciones sádicas similares a las de Calígula. Disfrutaba mirando a la cara a los moribundos y, si antes la decisión de dar muerte al gladiador dependía del vencedor, ahora será él quien ordene el golpe final. Tenía una especial por matar a los retiarii que, por no llevar casco, se veía su cara al morir. Por otra parte, al igual que su predecesor, mandó a la gente a luchar en la arena por las razones más tontas o sin ninguna razón. Nerón, según Suetonio, dio múltiples espectáculos y muy diversos, entre ellos no podían faltar los juegos gladiatorios. Este emperador, históricamente siempre ha estado envuelto en una leyenda negra debido a la gran cantidad de enemigos que se granjeó durante su gobierno, especialmente en el Senado. No podía ser menos respecto a los espectáculos públicos, en los que la imagen que nos ha llegado, ha sido la de un desequilibrado. Queremos aclarar, llegados a este punto que hubo diversos tipos de espectáculos pero que nada tenían que ver con las luchas gladiadores, aunque por lo general se confunden todas ellas. Una cosa eran las naumaquias, otras las venationes y otra las luchas de profesionales en grandes batallas. Todas ellas son diferentes entre sí como también lo son de las luchas de gladiadores. En estas últimas, los participantes eran profesionales, especialmente entrenados para la lucha contra un rival, nunca en grupo y solo en la arena. Pese a que podían ser esclavos, también había hombres libres de clase alta o baja e incluso gente que peleaba en la arena por el gusto de hacerlo. CLÍO

57


Antigua Roma / GLADIADORES

"CALÍGULA ORGANIZÓ JUEGOS DE GLADIADORES en el anfiteatro de Estatilio Tauro o en los Saepta. Este emperador, que tenía fama de sanguinario y cruel, y convirtió este evento en una pura y simple masacre".

BIBLIOGRAFÍA

– AUGUET, R. Los juegos romanos, Barcelona, 1972. – CAGIGAL, R. Gladiator. Luchar para vivir en un oficio peligroso, Santander, 2010. – NOSSOV, K. Gladiadores. El espectáculo más sanguinario de Roma, Madrid, 2010.

58

CLÍO

En el año 69, Vitelio celebró su cumpleaños con espectáculos de gladiadores en todos los barrios de Roma, en ese momento había 265 barrios en la ciudad. Vitelio fue un gran amante de este tipo de juegos. Incluso durante el transcurso de la guerra civil usó a sus legiones para construir nuevos anfiteatros. El emperador Tito celebró la inauguración del Coliseo en el año 80 con magníficas fiestas que duraron 100 días, desde junio hasta septiembre, y que incluían, además de los munera, otros espectáculos como venationes y naumaquias. Por desgracia, nada en particular se sabe sobre los combates de gladiadores de estos festejos, se ve que los contemporáneos quedaron más impresionados por las venationes y la naumaquia. Domiciano gustaba de entretener a la gente con magníficos y costosos espectáculos, no solo en el anfiteatro, también en el circo. Fue el único caso del que tenemos constancia de un espectáculo nocturno. Y de los pocos testimonios de mujeres gladiadoras, que en este evento lucharon contra enanos. Este emperador dejaba elegir al público las parejas de gladiadores que debían luchar. Curiosamente este emperador fue asesinado por sus propios gladiadores, puesto que entrenaban en la escuela de su propiedad. En el año 107, el emperador Trajano patrocinó unos magníficos juegos por su victoria sobre los dacios. Deseaba superar a Tito en términos de espectáculo y los alargó a 120 días y participaron 10.000 gladiadores. Trajano organizó combates en tres ocasiones más durante los siguientes cinco años. En ellos participaron 350 hombres en el primero, 202 en el segundo, y el tercero, con una duración de 117 días, entregaron 4.941 pares para luchar en la arena. En total, cerca de 20.500 personas lucharon en la arena romana entre los años 107 y 113. A Marco Aurelio no le gustaba este entretenimiento. Asistió a este tipo de eventos de mala gana e incluso estableció un límite en el dinero que podía gastarse en los juegos. Además, hizo una leva de gladiadores para que sirviesen en el ejército durante las campañas militares, lo que no hizo ninguna gracia a los espectadores. Lucio Vero, en cambio, adoraba verlos. También Heliogábalo, que fue famoso en la historia por su extrema perversión. Al parecer unía sus dos principales entretenimientos en el anfiteatro castrense: las luchas de gladiadores y la gula, y practicaba ambos hobbies al mismo tiempo.


El amor de Cómodo a los juegos fue verdaderamente enfermizo corriendo el rumor por Roma de que él era hijo de un gladiador, ya que su madre Faustina era bien conocida por su infidelidad a su marido Marco Aurelio y su debilidad, se ve que bastante patente, hacia los gladiadores. Cómodo, implacable y sanguinario, según las fuentes, parece que disfrutaba matando a personas. Dotado de fuerza impresionante, se creía Hércules y como tal aparecía en los espectáculos donde participaba como uno más en la arena. Este emperador ganó unos 1.100 combates, podemos suponer que amañados. Los gladiadores favoritos para dar muerte eran los retiarii, Cómodo siempre aparecía en el papel del secutor y vestía como estos gladiadores a excepción de un trozo pequeño de color púrpura de tela sobre sus hombros que utilizaba como una característica distintiva. Él estaba muy orgulloso de sus actuaciones en el anfiteatro, así que obligó a dejar constancia de ello en los textos. Le pusieron el apodo presuntuoso de "Capitán de los secutores” y fue galardonado 620 veces. Le gustaba ser tomado por un gladiador más, se unía a ellos en los banquetes y llegó a compartir con ellos ludus. Gordiano I como edil pagó 12 espectáculos, uno cada mes. En ocasiones llegó a presentar 500 parejas de gladiadores. Cuando fueron nombrados Máximo y Balbino en 238, y antes de que el ejército fuese enviado a la guerra contra Maximino, se celebraron espléndidos juegos con gladiadores.

Julio Capitolino nos cuenta que era una vieja costumbre la de organizar munera y venationes antes de que los emperadores fueran a la guerra, quizá relacionada con la necesidad de elevar la moral entre los romanos de cara a la batalla, y para prepararlos para la vista y los sonidos de la guerra. Filipo el Árabe celebró el aniversario del milenario de la fundación de Roma en en el 248 con juegos donde participaron 1.000 pares de gladiadores de las escuelas imperiales. Galieno celebró una década de su gobierno con unos juegos inolvidables donde hubo una procesión ceremonial compuesta por 1.200 gladiadores espléndidamente vestidos de oro. Celebrando el triunfo sobre los alamanes y blemmies, Probo organizó unos juegos que incluyeron 300 parejas de gladiadores. El número de gladiadores era relativamente pequeño, la gladiatura estaba en horas bajas y en su evento participaron presos blemmies, alamanes, sármatas y ladrones isáuricos.

LA DECADENCIA DE LA GLADIATURA La desaparición de los juegos de lucha se conecta directamente con la adopción del cristianismo romano. En 313 el Edicto de Milán reconoció el cristianismo. En el año 325 Constantino el Grande fue el primer emperador romano en abrazar el cristianismo, promovió la nueva religión llamando al Primer Concilio Ecuménico en el mismo Nicea. Este año en Beirut, hizo un edicto público donde censuraba los

espectáculos sangrientos y ordenaba a los tribunales de justicia evitar enviar a los condenados a trabajos forzados en las minas y a la arena. El edicto se observó solo en las provincias orientales del Imperio. En Italia, el propio Constantino hizo caso omiso del edicto y concedió a los sacerdotes de Umbría y Etruria el derecho a organizar juegos de gladiadores. Los juegos continuaron, aunque no a una escala tan grande como antes. A partir del 354 los juegos de lucha se llevaron a cabo solo durante 10 días en diciembre. En el 357, el emperador Constancio II prohibió que soldados romanos y funcionarios voluntarios entrenasen gladiadores y que se organizasen peleas en la arena. Ocho años más tarde, el emperador Valentiniano I emitió un segundo decreto que prohibía a los tribunales condenar a los delincuentes a la arena. En 397, el emperador bizantino Arcadio y el emperador romano Honorio prohibieron a los senadores la utilización para su servicio de gladiadores. Por último, en el año 399, el emperador Honorio cerró las pocas escuelas de gladiadores que aun quedaban. Honorio puso fin a los espectáculos de gladiadores el 1 de enero del 404 en el transcurso de un espectáculo: Telémaco, monje cristiano, saltó a la arena para detener una pelea de gladiadores. Fue un grave error, los espectadores se enardecieron y lo hicieron pedazos. Honorio prohibió los juegos para siempre. CLÍO

59


NOTICIAS del Antiguo Egipto POR DANIELA JIMÉNEZ

Reconstruyen el rostro de joven egipcia momificada hace 2.000 años E ste es el rostro de una joven que vivió en el Antiguo Egipto, hace más de 2.000 años. Los artífices de haber conseguido reconstruir la apariciencia de esta momia que pertenecía la nobleza ha sido un equipo de científicos, de la Universidad de Melbourne (Australia), a través de la aplicación de tecnologías avanzadas, como las tomografías computarizadas y las impresiones 3D del cráneo. Asimismo, después de realizar un arduo análisis, los investigadores han determinado que esa mujer, a la que han apodado provisionalmente como Meritamún o "la amada del dios Amón", tendría entre 18 y 25 años en el momento de su muerte, causada seguramente porque sufría una grave anemia y padecía problemas bucales como abscesos dentales y caries. 60

CLÍO

Estas dolencias también han servido para determinar que es persona pudo haber vivido hacia el 331 a.C., momento en el que Alejandro Magno conquistó Egipto e introdujo el azúcar. Sin embargo, los investigadores tampoco descarta la posibilidad de que sus lesiones bucales sean producto del consumo de miel, por lo que la joven se situaría en el años 1.500 a.C. Esta nueva teoría hace que sea necesario un nuevo análisis para determinar con exactitud la datación de la joven egipcia. La biológa, antropóloga y profesora del departamento de Anatomía y Neurociencia de la Universidad de Melbourne, Varsha Pilbrow, sugiere que "la idea del proyecto es tomar esta reliquia y, en cierto sentido, devolverla a la vida mediante el

empleo de las nuevas tecnologías", para que así los estudiantes puedan "diagnosticar patologías que marcan nuestra anatomía y detectar cómo a las poblaciones les afecta el entorno en el que viven". Y apunta que también es importante conocer con la mayor exactitud posible el momento en el que vivió esta mujer para determinar la aparición de las enfermedades. Por su parte, Janet Davey, forense egiptóloga de la Universidad de Melbourne, opina que "con esta reconstrucción estamos devolviendo su identidad a esta mujer" y, "a cambio, ella nos brinda una maravillosa oportunidad de investigar y llevar hasta el límite el conocimiento y la tecnología modernas". Un reto que, por supuesto, traerá numerosos beneficios a la Historia.


          ! l templo de la reina egipcia Hatshepsut se levante sobre una ensenada de los acantilados de Deir al Bahari (Luxor). Esta mujer extraordinaria gobernĂł con todos los tĂ­tulos de un faraĂłn y sobreviviĂł, incluso, a los intentos de borrar su memoria y hacer desaparecer su nombre de la lista real. "Fue con ella cuando por primera vez aparece el tĂ­tulo de faraĂłn", explica la egiptĂłloga espaĂąola, Teresa Bedman, que horada actulamente junto a Francisco MartĂ­n ValentĂ­n la tumba del visir Amenhotep Huy –gobernador de Amenhotep III (13871348 a.C.)– en la necrĂłpolis de Asasif. Ambos egiptĂłlogos estĂĄn fascinados por la maltratada biografĂ­a de la monarca, que llevan aĂąos reconstruyendo y que ha dado como fruto un libro sobre la epopeya de Hatshepsut y que ahora ha conseguido el logro de ser traducida al ĂĄrable: "No es un libro mĂĄs sobre Hatshepsut. Es fruto de nuestras investigaciones arqueolĂłgicas a pie de monumento".

E

No en vano, los datos que recoge esta obra son el resultado de mĂĄs de ochos aĂąos de excavaciĂłn en la tumba TT353, la sepultura de Senenmut: "Esa tumba nos dio tanta informaciĂłn que nos abriĂł los ojos.

La apuesta de los nuevos egiptĂłlogos espaĂąoles

Tuvimos claro que habĂ­a que rescribir la historia de Hatshepsut". Hatshepsut: De reina a faraĂłn de Egipto es el tĂ­tulo en espaĂąol de la obra de estos dos incansables egiptĂłlogos, que edita La Esfera de los Libros.

La egiptĂłloga valenciana Luisa GarcĂ­a es la encargada de desentraĂąar los misterios que aĂşn aguardan en la tumba QH35p, una de las decenas de oquedades excavadas en la colina de Qubbet el Hawa, en la sureĂąa ciudad egipcia de AsuĂĄn. "La comenzamos a excavar el aĂąo pasado, porque nunca habĂ­a sido estudiada en detalle. JamĂĄs se habĂ­a reparado en que el pasillo estĂĄ repleto de enterramientos, algunos saqueados en la antigĂźedad", relata la joven de 33 aĂąos. Y aĂąade: "En el interior hemos descubierto tres cĂĄmaras mĂĄs, una de ellas con unas dimensiones mayores que la principal". GarcĂ­a forma parte del equipo de la Universidad de JaĂŠn que, desde hace ocho aĂąos, horada la necrĂłpolis donde descansaron los nobles de los reinos Antiguo y Medio (26001750 a. C.). La misiĂłn que se ha convertido en un trampolĂ­n para una nueva generaciĂłn de egiptĂłlogos. Y el propĂłsito ha comenzado a dar sus frutos., ya que son muchos los nuevos egiptĂłlogos que han encontrado una oportunidad de empezar sus carreras profesionales en este proyecto. CCLLĂ?Ă?OO

61


NOTICIAS del Antiguo Egipto

P

El maquillaje antibacterias de Cleopatra

Descubren la cámara funeraria de un alcalde de Tebas en Luxor a ciudad de Luxor ha sido marco de un soprendente descubrimiento: la cámara funeraria y el sarcófago de Karabasken, el alcalde de Tebas (actual Luxor) durante la dinastía XXV (747-664 a.C.). El hallazgo ha corrido a cargo de una misión egipcio-estadounidense, dirigida por la arqueóloga Elena Pischikova, durante las tareas de excavación y limpieza en la tumba de Karabasken número TT391, situada al

L

sur del área de Asasif, en la orilla oeste de Luxor. El director del sector de las antigüedades del Antiguo Egipto –que depende del ministerio–, Mahmud Afifi, ha indicado que el sarcófago es un "ejemplar único" de la época kushita, o XXV dinastía, de origen nubio. La reliquia está tallada en granito rojo y no tiene grabados ni pinturas, precisa la nota, que añade que mide 2,41 m de alto y 1,63 m de ancho.

Crean momias para entender las enfermedades or todos es conocido que los antiguos egipcios contaban con una medicina bastante desarrollada, pero esto era fruto del hecho de que también sufrían muchos problemas de salud, algunos de los cuales todavía nos aquejan en la actualidad, desde enfermedades del corazón hasta el cáncer. Esto es lo que ha motivado a algunos científicos a pensar que las momias egipcias podrían servir como fuentes de valiosa información sobre la historia de las enfermedades. El único problema es que cuando se trata de cáncer, nadie sabe a ciencia cierta a lo que se parece un tumor momificado. Así que, una in-

P

62

CLÍO

vestigadora se ha propuesto catalogar los rasgos de tumores secos creando sus propias momias. Su nombre es Jennifer Willoughby y es una estudiante de doctorado en Bioarqueología, de Western University. Esta ha logado imitar los cuerpos conservados de forma natural en los ambientes desérticos secos y otros con el tratamiento completo del Antiguo Egipto para averiguar la apariciencia que tenían los tumores en ambos estados. Tras realizar un escáncer de tomografía computerizada a los dos grupo ha descubierto que los tumores eran evidentes, resultados que ha presentado en el World Congress of Mummy Studies.

El estilo de maquillarse de Cleopatra es inconfundible, tanto que ha traspasado los umbrales de la Historia y ha conseguido convertirse en un clásico que es imitado aún hoy. Lo que muchos desconocen es que este tipo de maquillaje no respondía solo a una faceta estética, sino también antibacteriana, ya que protegía a los ojos de posibles enfermedades infecciosas. No en vano, la perfección de su raya del ojo, ni sus marcados pómulos eran realmente lo importnte, sino las sustancias que utilizaba para maquillarse, puesto que tenían fines médicos, aalgo que resulta cuanto menos curioso, tratándose de una mujer que vivió hace más de 2.000 años. El hallazgo se explicó hace ya seis años en un estudio de la revista Analytical Chemistry y abrió de nuevo el debate sobre el impresionante avance científico que tenían, a pesar de sus pocos medios, civilizaciones tan antiguas como la egipcia. Tal vez esto explica por qué en el Antiguo Egipto el maquillaje era un producto de uso común, tanto para hombres como para mujeres.


DESCUBRIMIENTOS SORPRENDENTES

Planificación urbana en el Antiguo Egipto os faraones egipcios, recordados por sus pirámides y templos, fueron también los primeros planificadores urbanos del mundo. Una línea de investigación seguida, entre otros, por un grupo de especialistas de la Universidad de Chicago (Estados Unidos), ofrece nueva información sobre cómo los faraones invertían en la planificación de ciudades. Sus innovaciones incluyeron el desarrollo de la primera configuración urbana claramente en forma de retícula, o ajedrezada, en contraposición a la proliferación desordenada y un tanto caótica de nuevas calles y edificaciones que caracterizó a mu-

L

chas ciudades del pasado hasta épocas relativamente recientes. Así lo destaca Nadine Moeller, profesora de arqueología egipcia en el Instituto Oriental, basándose en el descubrimiento de un

asentamiento del Imperio Antiguo, en el que se muestra una cuadrícula de casas dispuestas de forma idéntica a lo largo de una calle principal, y sigue un plano en forma de L.

EL DATO Hasta ahora se creía que los griegos fueron los responsables de la invención de la configuración ajedrezada o de retícula como base para la planificación urbana, pero los nuevos descubrimientos han arrojado pruebas concluyentes que demuestran que planificación urbana de ese nivel se remontan a finales de la Cuarta Dinastía en el Imperio Antiguo, hacia el 2500 a. C.

CLÍO

63


Antiguas civilizaciones / MISTERIOS DEL PASADO

CAMBISES Y EL EJÉRCITO ENGULLIDO POR EL DESIERTO

EL LOCO PLAN DEL REY PERSA CAMBISES II DE ATRAVESAR EL DESIERTO SIN PROVISIONES HIZO QUE SU EJÉRCITO FUERA ENGULLIDO POR UNA TORMENTA DE ARENA. EL CONDE ALMÁSY, QUE SIRVIÓ PARA CREAR EL PERSONAJE EL PACIENTE INGLÉS, SIGUIÓ SUS PASOS PARA ENCONTRAR LOS RESTOS DE ESTE LEGENDARIO EJÉRCITO. POR ÁNGEL SÁNCHEZ CRESPO

64

CLÍO


N EL AÑO 525 A.C., CAMBIESES II, UN REY OFENDIDO Y DESPECHADO, DECIDIÓ DAR UN ESCAMIENTO A LOS AMONIOS, habitantes de Siwa, una población del oeste de Egipto, cerca de la frontera con la actual Libia, y del mismo nombre que el Oasis situado en sus cercanías. Cambises II, rey de los persas, era descendiente de Aquemenes e hijo de Ciro II el Grande , fundador del Imperio Persa Aqueménida, tras derrotar al rey meda Astiages, en el año 550 a.C. La expansión de los persas de la mano de Ciro II fue rápida, extendiendo su dominio por la meseta central de Irán y gran parte de Mesopotamia.

E

CCLLÍÍOO

65


Antiguas civilizaciones / MISTERIOS DEL PASADO

A la muerte de Ciro II, a los persas les faltaba Egipto como pieza codiciada entre sus numerosas conquistas, y de ello se encargó Cambises II, que se deshizo con facilidad del faraón Psamético III, quien después de capturado fue ejecutado al intentar una rebelión. Cuando Ciro II murió en una expedición contra los escitas, los pilares del poderoso Imperio Persa estaban bien asentados. Dos siglos de expansión lo consolidaron hasta ser derrotado por las tropas de Alejandro Magno. A la muerte de Ciro II, a los persas les faltaba Egipto como pieza codiciada entre sus numerosas conquistas, y de ello se encargó Cambises II, que se deshizo con facilidad del faraón Psamético III, quien después de capturado fue ejecutado al intentar una rebelión. El ejército persa continuó su progreso militar tras la derrota del faraón, avanzando hasta Nubia, situada al sur. Cambises no dudó en eliminar a su hermano Esmeridis, a quien Ciro había nombrado gobernador de las provincias orientales del gran Imperio Aqueménida, temeroso de que este se pudiera rebelar contra él o hacer alguna maniobra para arrebatarle el poder. Sus ansias de expansión, lo llevaron a organizar una triple expedición militar contra cartagineses, etíopes y amonios –estos últimos, los habitantes de Siwa–, y así demostrar al oráculo, a los dioses y a los sacerdotes, que no iba a permitir que su poder quedara en entredicho. En definitiva, un golpe de efecto, una manifestación indudable del poder aqueménida, concentrado en la figura de un despótico Cambises.

UN

EJÉRCITO DE

50.000

HOMBRES

Heródoto de Halicarnaso (484-425 a.c.), considerado padre de la historiografía, que con su obra Los nueve libros de la Historia dio a conocer a los historiadores posteriores la vida y la política del mundo antiguo, nos cuenta cómo 50.000 hombres se dirigieron al oasis de Siwa, y cómo desaparecieron sepultados bajo las dunas después de una gran tormenta de arena. 66

CLÍO

SOBRE ESTAS LÍNEAS, Psamético III. A su derecha, el asedio de Pelusio y Heródoto. Abajo, mosaico de la guerra contra Alejandro Magno.

Dice Heródoto que Cambises, lleno de enojo y furor, emprendió de repente la jornada contra Etiopía. El historiador griego lo califica como príncipe de menguado juicio y de ira desenfrenada. Y es que Cambises no mandó hacer provisión alguna de víveres, ni se detuvo siquiera a pensar que llevó sus armas al extremo de la tierra. Oyó a los ictiófagos –habitantes de la costa del mar Rojo–, y sin más espera, emprendió la larga expedición, dio orden a las tropas griegas de su ejército que allí le aguardaban,


EL ORÁCULO DE AMÓN EN AQUELLOS TIEMPOS, ANTES DE UNA BATALLA O SIMPLEMENTE PARA SOFOCAR LA ANSIEDAD DE LA INCERTIDUMBRE, ERA COSTUMBRE consultar a los oráculos para conocer la opinión de los dioses. Uno de los más importantes era el de Amón, una versión egipcia del oráculo griego de Zeus, que estaba situado en el oasis

de Siwa (en la imagen). El oráculo respondía a las preguntas que se le efectuaban. Un movimiento, una circunstancia azarosa, o simplemente las palabras de algún sacerdote en trance –o supuestamente en trance–, eran la respuesta. El resultado ejercía una importante influencia psicológica en quien preguntaba y en

y mandó tocar a marcha al resto de su infantería. Cuando estuvo ya de camino, dispuso que un cuerpo destacado de 50.000 hombres partiera hacia los amonios, y ordenó que una vez reducidos y capturados, fueran castigados y tratados como esclavos. Por supuesto, mandó prender fuego al oráculo de Júpiter Amón, mientras, él mismo en persona, al frente del grueso de sus tropas, continuaría su marcha hacia los etíopes. Según Heródoto, no habían andado todavía una quinta parte del camino

quienes conocían las respuestas. Nadie las discutía por temor a alguna venganza divina. El oráculo de Amón, el mismo que doscientos años más tarde confirmó a Alejandro Magno su condición divina, había predicho que Cambises no reinaría mucho tiempo en Egipto. El mal presagio, que no debió de gustar al rey.

que debían hacer, cuando se les acabaron ya los pocos víveres que llevaban consigo: “Si al ver lo que pasaba desistiera entonces, ya que antes no, de su porfía y contumacia el insano Cambises, dando la vuelta con su ejército, hubiérase portado como hombre cuerdo que si bien puede errar, sabe enmendar el yerro antes cometido; pero no dando lugar aún a ninguna reflexión sabia, llevando adelante su intento, iba prosiguiendo su camino. Mientras que la tropa halló hierbas por los campos, mantúvose de ellas. Mas llegando en breve a los arenales, CLÍO

67


Antiguas civilizaciones / MISTERIOS DEL PASADO algunos de los soldados, obligados de hambre extrema, tuvieron que echar suertes sobre sus cabezas, a fin de que uno de cada diez alimentase con su carne a nueve de sus compañeros. Informado Cambises de lo que sucedía, empezó a temer que iba a quedarse sin ejército si aquel diezmo de vidas continuaba; y al cabo, dejando la jornada contra los etíopes, y volviendo a deshacer su camino, llegó a Tebas con mucha pérdida de su gente. De Tebas bajó a Memfis y licenció a los griegos, para que embarcándose se restituyesen a su patria. Tal fue el éxito de la expedición de Etiopía”.

LA ISLA DE LOS BIENAVENTURADOS El historiador también nos cuenta de las tropas que fueron destacadas contra los amonios: “Lo que de cierto se sabe es que partieron de Tebas y fueron conducidas por sus guías hasta la ciudad de Oasis, colonia habitada por los samios de la Fila Escrionia, distante de Tebas siete jornadas, siempre por arenales, y situada en una región a la cual llaman los griegos en su idioma, Isla de los Bienaventurados. Hasta este paraje es fama general que llegó aquel cuerpo de ejército; pero lo que después le sucedió, ninguno lo sabe, excepto los amonios o los que de ellos lo oyeron. Lo cierto es que dicha tropa ni llegó a los amonios, ni dio atrás la vuelta desde Oasis. Cuentan los amonios que, salidos de allí los soldados, fueron avanzando hacia su país por los arenales, llegando ya a la mitad del camino que hay entre su ciudad y la referida Oasis prepararon allí su comida, la cual tomada, se levantó luego un viento Noto tan vehemente e impetuoso, que levantando la arena y remolinándola en varios montones, los sepultó vivos a todos. El ejército desapareció con aquella tempestad”. El viento al que se refiere Heródoto, según la versión de los amonios, sería el que es denominado en árabe, qibli, un fuerte viento que

puede superar los 100 km a la hora. Muy cálido, levanta enormes polvaredas y mueve masas de arena. A veces, sus efectos se dejan notar sobre el sur de Europa e Islas Canarias en forma de polvo rojo. Suele durar cuatro días, pero puede prolongarse durante más tiempo. La fuerza de la arena no permite abrir

Heródoto nos cuenta de las tropas que fueron destacadas contra los amonios: "Aquel cuerpo de ejército se sabe que llegó a la Isla de los Bienaventurados. Lo que después le sucedió ninguno lo sabe". 68

CLÍO


SOBRE ESTAS LÍNEAS, de arriba abajo, arma perteniente al ejército desaparecido de Cambises II y grabado que muestra su paso por el desierto. A la izquierda, de arriba abajo, restos de los utensilios que llevaba el ejército y reconstrucción de la tormenta de arena que los sepultó en el tiempo.

Se levantó un viento Noto tan vehemente e impetuoso que, levantando la arena y remolinándola en varios montones, los sepultó vivos a todos. El ejército desapareció con aquella tempestad. los ojos ni respirar, y en pocas horas queda sepultado todo aquello que se encuentra a su alcance. Leyenda o realidad, quizá un poco de ambas, a Cambises no le salieron bien los planes. Ni la venganza contra los amonios, ni la campaña contra los etíopes, que tampoco dio los frutos esperados. Algunos historiadores consideran que la supuesta desaparición del ejér-

cito bajo las arenas del desierto no sería más que una invención de los persas para ocultar una verdadero desastre militar por falta de previsión, mucho más humillante que eso tan socorrido de echar la culpa a los elementos. En cualquier caso, se trata de un asunto controvertido, con defensores a ultranza de la verdad de los acontecimientos y, con otros, que lo consideran CLÍO

69


Antiguas civilizaciones / MISTERIOS DEL PASADO

una leyenda. Lo cierto es que periódicamente se reciben noticias de alguna expedición que dice haber dado con los restos del ejército persa. Siempre se trata de utensilios, pero no se han encontrado a los miles de soldados cuyos cadáveres deberían estar momificados gracias a la sequedad y el calor de las arenas.

EL VERDADERO CONDE DE ALMÁSY Sea como fuere, no han faltado arqueólogos y aventureros que, convencidos de la historia que cuenta

Heródoto, han intentado localizar los restos del ejército de Cambises. Uno de estos intrépidos aventureros fue el conde Almásy, más conocido por el gran público como el protagonista de la “oscarizada” película El Paciente Inglés , cuyo personaje principal era interpretado por el actor Ralph Fiennes. La historia de ficción utiliza algunos episodios de la apasionante vida del conde de Almásy, cuyo nombre completo era László Ede

Leyenda o realidad, quizá un poco de ambas, a Cambises no le salieron bien los planes. Ni la venganza contra los amonios, ni la campaña contra los etíopes, que tampoco dio los frutos esperados. 70

CLÍO


SOBRE ESTAS LÍNEAS, una fotografía del conde Almásy, que sirvió para construir el personaje ficticio de El Paciente Inglés (abajo), película galardonada con un Oscar.

Uno de los aventureros que intentó encontrar los restos del ejército de Cambises fue el conde Almásy, conocido por ser el protagonista de la película El Paciente Inglés , interpretada por el actor Ralph Fiennes. Almásy de Zsadány y Törökszentmiklós, nacido en 1895, en una localidad de Hungría, que entonces formaba parte del imperio austrohúngaro. En primer lugar, no era inglés, y no fue paciente –lo de las quemaduras y la desdichada historia de amor es irreal–, aunque sí es cierto que conoció a un piloto británico que sufrió terribles quemaduras. Su vida, la real, estuvo siempre entre la guerra y la exploración. Como austro-húngaro defendió al imperio en la I Guerra Mundial, y en la II, estuvo del lado germano, bajo el mando de Rommel, como asesor del mariscal –por sus conocimientos sobre el desierto–, agente de inteligencia y jefe de patrullas alemanas. De hecho, fue enjuiciado al terminar la II Gran Guerra, acusado

de divulgar propaganda nazi, sin que se hallaran pruebas suficientes para condenarlo. También se especula que pudo librarse por ser agente doble, de hecho, siempre tuvo muy buenos amigos británicos, algunos de ellos exploradores y arqueólogos. Un hombre peculiar y realmente lleno de misterios, como la propia historia del ejército de Cambises. La gran pasión de Almásy, al que los beduinos llamaban Abu Ramla –padre de las arenas–, fue el desierto. Decía en una obra que en 1934 tituló Sahara desconocido: “Amo el desierto. Amo la infinita extensión de los temblorosos espejismos, el viento, los picos escarpados, las cadenas de dunas como rígidas olas de mar. Y amo la simple, la ruda vida de un campamento primitivo en el frío gélido, a la luz de las esCLÍO

71


Antiguas civilizaciones / MISTERIOS DEL PASADO

trellas en la noche, y en las calurosas tormentas de arena”. En su peregrinar por el desierto identificó rutas como la de los esclavos, llamada Ruta de los 40 días, que era el tiempo que se tardaba en cubrir; buscó el legendario oasis de Zerzura, describió algunas tribus sudanesas, hasta entonces desconocidas, que habían dado lugar a leyendas sobre gigantes negros provenientes del Mar de Arena. También localizó entre Libia, Egipto y Sudán, cuevas con pinturas rupestres que mostraban la antigua geología de la zona, donde en tiempos pretéritos abundaba el agua y la vegetación. Quizá fue esta su mayor aportación, ya que los estudios posteriores de estas pinturas, junto a los conocimientos geológicos, han permitido confirmar a los científicos que el aspecto de aquellas tierras áridas no fue siempre el mismo, tal como el propio Almásy afirmaba, aunque con

la desaprobación, entonces, de la comunidad científica. Quizá una de estas cuevas es la que inspiró a los guionistas de la afamada película a situar el desenlace final con la muerte de la amante del protagonista, que fallece en una de ellas. Tentado por las narraciones de Heródoto, Almásy se aventuró a cruzar el Gran Mar de Arena en busca del ejército de Cambises, pero no halló más que unos gigantescos hitos de piedra erigidos como era costumbre de aquella civilización. Ni rastro de los soldados enterrados. Sin embargo, sí sufrió las inclemencias del qibli, ese viento terriblemente cálido del sur, que azotó a su expedición y estuvo a punto de costarle la vida. Por cierto, este último hecho sí se narra, en otro contexto, en la película, pero en la vida real no estaba junto a él Katherine Clifton, su amante en la ficción, interpretada por Kristin Scott Thomas, sino con su colega Von der

Almásy localizó entre Libia, Egipto y Sudán, cuevas con pinturas rupestres que mostraban la antigua geología de la zona, donde en tiempos pretéritos abundaba el agua y la vegetación. 72

CLÍO


SOBRE ESTAS LÍNEAS, de arriba abajo, la tribu "descubierta" por Almásy, quien vemos abajo junto a uno de sus vehículos. A la izquierda, en la otra página, Almásy frente a una cavidad y a su lado las pinturas rupestres encontradas en la Cueva de los Nadadores.

Tentado por las narraciones de Heródoto, Almásy se aventuró a cruzar el Gran Mar de Arena en busca del ejército de Cambises, pero no halló más que uno gigantescos hitos de piedra erigidos por aquella civilización. Esch, tres sudaneses y dos coches, un panorama muy diferente. Almásy, que poseía el título de conde por su lealtad a la corona austro-húngara –ayudó a la restauración monárquica en Hungría, conduciendo el vehículo que llevó al rey Carlos IV a Budapest, desde el exilio–, murió en 1951 en Salzburgo, de una disentería, una enfermedad que le sorprendió en la ciudad austriaca después de haber pasado su vida expuesto a ella en su amado desierto.

Su apasionante vida supera a la de la ficción. Hijo de un entomólogo, la aventura inspiró sus andanzas, y ya con 17 años sabía conducir vehículos y aprendió a pilotar las primeras aeronaves. El ejército de Cambises no quiso mostrarse a este “padre de las arenas”, quizá, porque como él mismo Almásy expresó en su diario: “ ... los antiguos dioses saben todavía defender los últimos secretos del desierto...” . CLÍO

73


Ciencia e Historia / II GUERRA MUNDIAL

LA BATALLA DEL

AGUA PESADA

74

CLÍO


II GUERRA MUNDIAL. LOS BRITÁNICOS QUIEREN IMPEDIR EL USO DE ARMAS NUCLEARES POR EL EJÉRCITO NAZI. LA ÚNICA FORMA ES DESTRUIR LA BASE DONDE PRODUCEN “AGUA PESADA”, UN POTENTE EXPLOSIVO NUCLEAR. ESTA ES LA HISTORIA DE LOS INTENTOS FALLIDOS Y DE UN ÉXITO RELATIVO QUE CAMBIO EL DEVENIR DE LA GUERRA. POR MANUEL J. PRIETO

EAN FRÉDÉRIC JOLIOT-CURIE, MARIDO DE LA HIJA DE MARIE CURIE y asistente personal de esta, recibió el Premio Nobel de Química en 1935, junto con su esposa, por los avances en la síntesis de elementos radioactivos. La relevancia de Joliot-Curie dentro de las investigaciones nucleares era un hecho, como testifica que fuera uno de los nombres citados en la carta que Albert Einstein y Leó Szilárd enviaron en agosto de 1939 al presidente de Estados Unidos, Franklink D. Roosevelt, advirtiendo de la posibilidad de que los alemanes construyeran bombas atómicas y sugiriendo al presidente que apoyara y potenciara el programa nuclear en su país. Ese camino, aunque temible, podría ser la salvación llegado el momento. Más tarde, cuando Einstein viera el resultado del proyecto Manhattan, diría que aquella carta había sido el mayor error de su vida. Consciente por tanto de las posibilidades de las armas nucleares y ante el avance alemán hacia Francia, Juliot-Curie tomó la decisión de enviar a Inglaterra todos los documentos sobre sus investigaciones, las máquinas y el agua pesada que estaba bajo su control, con el objetivo de alejar todo ello de las manos nazis. Poco después, los alemanes tuvieron a su alcance una cantidad mucho más importante de agua pesada.

J

POTENTE

FUENTE ENERGÉTICA

El 9 de abril de 1940 el ejército de Hitler invadió Noruega y en pocos días tuvo bajo su control todo el territorio, incluyendo el valle de Rjukan, en el sur del país. Allí estaba la planta hidroeléctrica de Vemork, que la compañía Norsk Hydro usaba como fuente energética para producir productos químicos, especialmente amoniaco. Se estaban produciendo además mil quinientos kilogramos de agua pesada al año, algo que los alemanes no podían dejar pasar. Los invasores no tardaron en hacer cambios en las instalaciones para doblar la producción, reforzando también la seguridad en la zona, algo que no pasó desapercibido a los miembros de la resistencia CCLLÍÍOO

75


Ciencia e Historia / II GUERRA MUNDIAL

DEUTERIO, LA CLAVE DE TODO EL AGUA PESADA ES UNA FORMA DE AGUA QUE CONTIENE UNA CANTIDAD MÁS GRANDE DE LO NORMAL DE DEUTERIO, un isótopo del hidrógeno (también conocido como "hidrógeno pesado"), en lugar del isótopo común de hidrógeno-1 o protio, del que está compuesto la mayor parte del agua normal. Por lo tanto, algunos o la mayoría de los átomos de hidrógeno en agua pesada contienen un neutrón, lo que provoca que cada átomo de hidrógeno sea alrededor de dos veces más pesado que un átomo de hidrógeno normal.

noruega, algunos de ellos, trabajadores de las instalaciones. Los británicos fueron informados de la situación, aunque la resistencia no conocía la trascendencia del agua pesada ni por qué interesaba tanto a los alemanes. Leif Tronstad, el científico noruego que dirigía la producción en la planta, y que fue un personaje relevante de la resistencia noruega, trató de disminuir en la medida de lo posible el ritmo de producción, pero la fábrica fue obligada a perseguir los objetivos alemanes. Tronstad enviaba a Inglaterra información de primera mano, pero finalmente, cuando su situación en Noruega se convirtió en demasiado insegura, salió del país después de permanecer varios días oculto y con la Gestapo tras él. Aquello ocurrió tras el verano de 1941 y su sustituto en la planta fue Jomar Brun, otro científico noruego partidario de los aliados. En Londres eran conscientes de lo que estaba en juego y de las consecuencias que podría tener el desarrollo nuclear en manos nazis, por 76

CLÍO

lo que no se tardó en concluir que las instalaciones de producción de agua pesada de Noruega debían ser puestas fuera de funcionamiento.

EL DESARROLLO DE LA TECNOLOGÍA NUCLEAR Se ha escrito y especulado mucho sobre el devenir de la guerra si los alemanes hubieran llegado a tener a su disposición armas nucleares, si bien no dejan de ser ejercicios teóricos. El agua pesada era necesaria para frenar el paso de los neutrones y así poder controlar la fusión nuclear del uranio, o en otras palabras, era un elemento esencial para poder desarrollar la tecnología nuclear. En un primer momento no se pensó en una operación especial sobre el terreno, de comando, para acabar con la planta de agua pesada, sino que se evaluó un ataque desde el aire, un bombardeo que acabara con la planta de la forma más expeditiva, destruyéndola completamente.

Esta idea fue descartada por las consecuencias que tendría entre la población local, algo que pondría al Gobierno noruego en contra de Inglaterra. Además, no era fácil llevar a cabo el bombardeo y asegurar que el objetivo fuera alcanzado, entre otras cuestiones, por el terreno en el que estaba emplazada la instalación. Se diseñó entonces un trabajo más dirigido y se contó con los noruegos para elaborar el plan, en concreto con un grupo de diez hombres, la mayor parte de los cuales había huido de su país cuando llegaron los alemanes. El grupo estaba liderado por un nativo de la zona en la que se enclavaba la planta y recibió el nombre de Grupo Grouse, siendo enviado a Escocia para su entrenamiento. Se decidió que serían una avanzadilla, con el objetivo de prepararlo todo para el aterrizaje posterior, usando planeadores, de un contingente de los Royals Engineers. Un segundo objetivo de la avanzadilla era contactar con la resistencia noruega y organizar un grupo permanente en la región de Telemark, donde se enclavaba la planta. De acuerdo a este plan, dos hombres fueron infiltrados previamente y poco después otros cuatro fueron lanzados en paracaídas, con el equipo de comunicaciones, de demolición y todo los materiales necesarios para moverse por la zona. Los problemas meteorológicos retrasaron la fecha, hasta que por fin el 18 de octubre de 1942, esos cuatro últimos participantes subieron a un bombardero y partieron rumbo a Noruega. Los seis, ya reunidos, comenzaron a dirigirse pacientemente hacia la zona de operaciones para preparar el resto del ataque. El frío y las ventiscas jugaron en contra suya y se vieron obligados a hacer buen uso de los conocimientos de supervivencia que habían adquirido, para permanecer además ocultos para la población local y no correr riesgo alguno de ser delatados. El 12 de noviembre contactaron con Inglaterra y comunicaron la posición de un lugar que a su juicio era perfecto para el aterrizaje de los planeadores que llevarían hasta allí al resto del equipo. Tras aquella comunicación no les quedaban más que espe-


LOS BRITÁNICOS FUERON INFORMADOS DE LA SITUACIÓN, aunque la resistencia no conocía la trascendencia del agua pesada ni por qué interesaba tanto a los alemanes.

rar ocultos y seguir resistiendo el frío. Había pasado tanto tiempo desde que fueron enviados, que los británicos dudaron de la comunicación hasta que oyeron la frase en clave acordada: tres elefantes rosas. Poco después dos planeadores Horsa, utilizados por primera vez en este tipo de operaciones, llevaron hasta Noruega a treinta y cuatro soldados de los Royal Engineers, más del doble de los quince que se estimaba como necesarios para llevar a cabo el ataque.

OPERACIÓN FRESHMAN Tras destruir las instalaciones, deberían recorrer unos cuatrocientos kilómetros por territorio enemigo hasta llegar a Suecia, desde donde serían enviados de vuelta a Inglaterra. El nombre en

clave de la operación era Freshman y fue programada para alguna de las noches entre el 19 y el 27 de noviembre de 1942. En ese margen temporal, debían encontrar la noche más propicia, pero los seis noruegos de la avanzadilla esperaron y esperaron, sin llegar nunca a contactar con los Royal Engineers. Estos, tras ser incapaces de localizar la zona de aterrizaje que les habían indicado, acabaron por estrellarse y los supervivientes del accidente, algunos de ellos heridos, cayeron en manos de la Gestapo alemana que los ejecutó. Los noruegos se retiraron de la zona de operaciones y quedaron a la espera de nuevas instrucciones de la inteligencia británica. Aunque la operación Freshman había sido un fracaso, lo que seguía inamovible era la impor-

tancia de la planta de producción de agua pesada y el convencimiento de los británicos de que inutilizarla era un objetivo prioritario. Por contra, los alemanes habían comprobado de primera mano, con la captura de los Royal Engineers, que los británicos habían puesto bajo su punto de mira las instalaciones y reforzaron las defensas.

UN

NUEVO INTENTO

El siguiente intento británico contó de nuevo con la ayuda directa de la resistencia, y estuvo coordinado por la Dirección de Operaciones Especiales, conocida habitualmente por sus siglas: SOE (Special Operations Executive). La unidad fue creada para llevar a cabo labores de espionaje, sabotaje,

SOBRE ESTAS LÍNEAS, Leif Tronstad. A la izquierda, Frédéric Joliot-Curie. CLÍO

77


Ciencia e Historia / II GUERRA MUNDIAL

¿SABÍAS QUE...

...LA BATALLA DEL AGUA PESADA ES UNA DE LAS PARTES MÁS INTERESANTES DE LA II GUERRA MUNDIAL, al menos en el ámbito de las operaciones especiales? Y en ella tuvieron mucho que decir y contribuyeron de manera más que notable algunos noruegos, miembros de la resistencia, que se jugaron la vida en su país, invadido por los nazis, para combatir a su modo contra estos. En el lado británico, concretamente en el SOE, la operación Gunnerside supuso que se hiciera una petición formal de condecoraciones para seis hombres. En ese mismo documento se reconocía la contribución que durante todo el proceso habían hecho Jomar Brun y Leif Tronstad, huidos tras ocupar las más altas responsabilidades en las instalaciones de Vemork y cuya información ayudó a diseñar los distintos ataques.

SOBRE ESTAS LÍNEAS, Frederic e Irene Jolie Curie. 78

CLÍO

engaño y, en definitiva, operaciones especiales. Creció durante la guerra, tanto con agentes propios como con colaboradores e informadores puntuales. En julio de 1940 Winston Churchill, uno de sus valedores, designó a Hugh Dalton como responsable de la creación y organización de la unidad. Poco después, en noviembre, el SOE disponía de sus primeras oficinas en una casa familiar en Baker Street, y el proceso de reclutamiento se aceleró, incorporando como agentes a personas de todos los ámbitos sociales y experiencias laborales: cocineros, electricistas, periodistas… A medida que se iban reclutando agentes, se iba construyendo el entrenamiento de los mismos, que incluía las habilidades necesarias y habituales en el tipo de misiones en las que se verían envueltos: matar con sus propias manos, camuflaje, explosivos, sabotajes, salto en paracaídas… Algunos técnicos y científicos pusieron su talento a trabajar para crear inventos y armas que debería ser útiles a los miembros del SOE en sus misiones. De este esfuerzo nacieron cigarros que ocultaban dentro una pistola de un solo disparo, una canoa sumergible, un


AUNQUE LA OPERACIÓN FRESHMAN HABÍA SIDO UN FRACASO, lo que seguía inamovible era la importancia de la planta de producción de agua pesada y el convencimiento de los británicos de que inutilizarla era un objetivo prioritario.

porta-documentos que explotaba si no se abría de una determinada forma, todo tipo de camuflajes, o la capacidad para generar cualquier tipo de documento falsificado, por citar algunos ejemplos. Tras la operación Freshman, los noruegos siguieron recopilando información y enviándosela de forma regular a los británicos, al tiempo que eran buscados y perseguidos por los alemanes. El terreno y la meteorología hacían que la vida oculta de estos hombres fuera un martirio, pero a su vez les servía de protección, ya que las patrullas que los buscaban tenían que luchar contra los mismos elementos y habitualmente abandonaban antes de conseguir su objetivo, mientras los noruegos se iban moviendo de refugio en refugio, evitándolos. La situación no podría prologarse indefinidamente, puesto que la falta de alimentos y la pérdida de las condicio-

nes físicas óptimas hacían cada vez más vulnerables y menos útiles a los hombres infiltrados del bando aliado. Esto llevó a los británicos a enviar un pequeño grupo de miembros del SOE a finales de enero de 1943, esta vez siendo lanzados en paracaídas. Todos ellos eran voluntarios y conocían los fracasos anteriores, siendo conscientes de igual modo del nivel de alerta alemán. Una tormenta de nieve, la propia naturaleza y la carga de material y el equipamiento que llevaban los recién llegados, retrasaron varios días el contacto con los noruegos.

OPERACIÓN GUNNERSIDE Una vez reunidos, se pusieron en marcha hacia la planta de producción de agua pesada, vistiendo uniformes británicos para evitar represalias contra la población civil en caso de ser detec-

tados y capturados. La información de los noruegos sobre el terreno, así como todo lo que se había analizado y estudiado en la distancia, les llevó a determinar que el camino más seguro para su propósito y con menos vigilancia para llegar hasta el complejo de Vemork, conllevaba atravesar un río de aguas congeladas, tras descender y escalar un barranco, para acabar descendiendo una peligrosa pendiente. Quizá los alemanes confiaran en aquellas defensas naturales y no esperaban que nadie se atreviera a cruzar por allí, cargando, además, con el equipo necesario para sabotear las instalaciones. El resto de opciones de aproximación fueron descartadas, ya que los obstáculos naturales eran aún más peligrosos y complicados de atravesar, como descender una elevación prácticamente vertical, o significaban entrar en combate directo con los alemanes, acercándose a la zona por las zonas más sencillas pero mejor vigiladas. Tras la operación Freshman, los defensores habían minado y colocado trampas en las montañas en torno a Vemork, incrementando también el número de guardias que custodiaban el puente colgante que era el acceso natural a la fábrica. El grupo consiguió llegar con éxito hasta las instalaciones, sin ser detectado, y dos parejas de hombres entraron por los conductos de ventilación para colocar explosivos en la planta, mientras el resto de los miembros de la operación vigilaban desde el exterior. La información de la que disponían sobre el interior de las instalaciones era muy detallada, no en vano, algunos de los trabajadores, como el propio director Tronstad, habían estado de su lado. Los movimientos fueron decididos y acertados, llegando sin problemas y sin invertir más tiempo del necesario hasta el lugar donde se almacenaba el agua pesada. Redujeron a la escasa guardia que se encontraron y aprovechando el factor sorpresa colocaron los explosiCLÍO

79


Ciencia e Historia / II GUERRA MUNDIAL

SOBRE ESTAS LÍNEAS, fuerzas aerodesplazadas británicas. Abajo, de izquierda a derecha, Winston Churchill, Franklin D. Roosevelt y Iósif Stalin.

80

vos, volviendo sobre sus pasos y alejándose a la carrera junto con el resto del grupo. Pocos minutos después, las explosiones les hicieron suponer que su operación, cuyo nombre en clave era , había sido un éxito. Ellos fueron conscientes de lo que acaba de ocurrir, pero mientras que en el interior de las instalaciones el ruido fue ensordecedor, en el exterior este se confundió con algunas explosiones que en ocasiones hacían los equipos de combustión de la planta, lo que ayudó a que la alarma fuera relativa y pudieran escapar. Durante la huida, se separaron en dos grupos, cada uno de ellos tomando una ruta distinta. Uno se dirigiría a Suecia, mientras que el otro tenía como siguiente objetivo entrar en contacto con la resistencia en Oslo. En ambos casos lo que tenían por delante eran centenares de kilómetros por un territorio inhóspito y dominado por el enemigo, a pesar de lo cual, consiguieron llegar a su destino sin problemas. Lo que se creía que había sido un éxito rotundo fue en realidad un pequeño traspiés para los alemanes, ya


LAS EXPLOSIONES LES HICIERON SUPONER QUE SU OPERACIÓN, CUYO NOMBRE EN CLAVE ERA GUNNERSIDE, había sido un éxito. En el exterior se confundieron con las que producían los equipos de combustión, por lo que la alarma fue relativa y pudieron escapar.

que la planta no tardó en ser reparada y puesta de nuevo en marcha, recuperando el pleno rendimiento en el verano de 1943. Aun así, media tonelada de agua pesada se había perdido. De nuevo los invasores mejoraron la vigilancia en las instalaciones, convencidos de que habría más intentos de destruirlas y dispuestos a evitarlo de cualquier manera. Los aliados estaban frustrados al constatar el segundo fracaso de sabotaje contra las instalaciones de Vemork, y con una conciencia clara de lo que estaba en juego, vencieron sus propias reticencias y pusieron a un lado las consideraciones en torno a las bajas civiles

y a la reacción del Gobierno noruego si efectuaban un bombardeo masivo y directo. La decisión que habían tomado era detener la carrera nuclear alemana a cualquier precio, y el 16 de noviembre de 1943, trescientos bombarderos despegaron rumbo a Vemork, donde volando a gran altura lanzaron casi mil bombas pesadas.

UN

ATAQUE COMPLEJO

Dos años atrás se había descartado un ataque de este tipo por varias razones, entre otras, la complejidad del ataque. Dicha complejidad se mostró con toda su magnitud en el ataque de noviembre de 1943, donde a pesar del temible des-

pliegue de aviones y bombas, la planta quedó casi intacta. Menos de veinte bombas dieron en el blanco y una cantidad mínima de agua pesada fue echada a perder, mientras que las instalaciones podían seguir funcionando. Dos aviones no regresaron de la misión y veintidós noruegos, en tierra, perdieron la vida como consecuencia del ataque. En resumen, el tercer ataque concienzudo y preparado que los aliados llevaron a cabo para acabar con la fabricación de agua pesada de los nazis en Noruega, acabó como los dos primeros: sin resultados que celebrar. Como era de esperar, el Gobierno noruego se enfureció, advirtiendo que en adelante su actitud sería poco colaborativa con los aliados, que al fin y al cabo, lo habían despreciado directamente al llevar a cabo el bombardeo. Los alemanes, por su parte, tomaron la determinación final de mover la producción del agua pesada, así como toda la que tenían almacenada, a un lugar seguro en Alemania. Los barriles con el agua pesada debían ser enviados a territorio germano con las máximas precauciones y extremando la seguridad, por lo que el contingente que se dispuso para vigilar el tren que serviría de transporte era considerable. El trayecto en tren se cortaba en un determinado punto, donde para cruzar el lago Tinnsjø, que interrumpía la vía férrea, los barriles con el agua pesada tendría que embarcar en un ferry que los llevaría hasta la orilla contraria del enorme y profundo lago. En enero de 1944 se puso en marcha el transporte alemán, y también un último intento del bando aliado de destruir el agua pesada, que seguía en manos enemigas. La noticia del transporte llegó a Londres, junto con una duda por parte de la resistencia: ¿Merecía la pena la destrucción, CLÍO

81


Ciencia e Historia / II GUERRA MUNDIAL

SOBRE ESTAS LÍNEAS, lago Tinnsjø. Abajo, reconstrucción del último de los intentos del bando británico para destruir las instalaciones nazis de "agua pesada".

82

CLÍO

sabiendo que las consecuencias de la acción serían terribles? La respuesta decía que la necesidad de destrucción del material estaba por encima de las posibles pérdidas de vidas, y se pedía una acción que evitara el transporte. Conociendo el trayecto y la protección que llevaría el tren, confiaron su última esperanza a las maniobras en torno al lago, el momento más apropiado del viaje para intentar un sabotaje. Había tres transbordadores que cruzaban el lago Tinnsjø, y se consiguió averiguar en cuál de ellos se haría el envío del agua pesada hasta la otra orilla. Con aquella información en sus manos, se pensó que lo mejor era dejar llegar al SF Hydro, el transbordador en cuestión, hasta la mitad del lago y entonces hundirlo con toda su carga. El hundimiento ponía en riesgo directo las vidas de población civil, ya que presumiblemente, además, de la carga alemana viajarían civiles, como lo hacían todos los días. Era un daño colateral que se aceptaba, en beneficio de un


EL TERCER ATAQUE CONCIENZUDO Y PREPARADO que los aliados llevaron a cabo para acabar con la fabricación de agua pesada de los nazis en Noruega, acabó como los dos primeros: sin resultados que celebrar. bien que se creía mayor, pero aun así la resistencia consiguió que algunos trabajadores noruegos ralentizaran su trabajo de carga en la fábrica, retrasando un día todo el transporte y consiguiendo que el cruce del lago tuviera lugar un domingo en lugar de un sábado como estaba previsto en un primer momento, lo que reduciría el número de personas a bordo del SF Hydro. La operación iba a ser llevada a cabo por la resistencia noruega, y las vidas en juego eran las de sus compatriotas. La noche que unía el sábado 19 de febrero de 1944 con el domingo 20, cuatro hombres se colaron en el muelle sorteando la vigilancia y subieron al

transbordador. Mientras dos de ellos se mantenían alerta y cubrían a los otros dos, estos bajaron al interior de la nave y colocaron explosivos junto a la sentina, de manera tal que provocaran un agujero en el casco por el que el agua entrara sin dejar mucho tiempo de reacción antes de que el ferry desapareciera bajo las aguas. Colocaron un mecanismo temporizador, calculando el momento en que estaría la nave sobre la parte más profunda del lago y salieron del barco, confiando en que todo funcionara como esperaban y en que el barco y su carga se fueran al fondo, mientras que de algún modo los pasajeros fueran rescatados.

LA

ÚLTIMA OPORTUNIDAD

Tras los trabajos de carga del agua pesada en el SF Hydro, este zarpó con medio centenar de pasajeros a bordo en torno a las 09:45, con varios grados bajo cero de temperatura. A la hora prevista por los saboteadores, los explosivos sacudieron el transbordador y a pesar de un intento desesperado de hacerlo llegar a tierra, de nada sirvió y el caos se hizo dueño de la nave. Los botes salvavidas no fueron puestos en el agua pero la población que vivía en torno al lago, al oír la explosión y viendo el inminente hundimiento, se puso en marcha con sus pequeñas naves para rescatar a las personas a bordo del maltrecho ya SF Hydro. El sabotaje del barco en el lago Tinnsjø, lo que podría considerar como el cuarto intento importante de eliminar el acceso de los alemanes al agua pesada y, por lo tanto, de entorpecer su carrera nuclear, tuvo éxito. La nave se hundió y con ella todo el cargamento, a una profundidad tal que haría imposible su recuperación. El precio que pagaron los noruegos por ello, protagonistas de una situación en la que se encontraban en medio entre británicos y alemanes, fueron catorce vidas. Habían pasado varios años desde que se pusiera en el punto de mira la fabricación de agua pesada en Vemork, por lo que parece que este aspecto no fue determinante en el hecho de que los alemanes no consiguieran concluir con éxito su investigación para crear armas atómicas, ya que hubo tiempo para ello. De hecho, investigaciones recientes han estimado que la cantidad de agua pesada que realmente había en los barriles que se hundieron en el lago era reducida. Los alemanes hubieran necesitado aproximadamente unas cinco toneladas de agua pesada para conseguir poner en marcha un reactor nuclear, pero se estima que tan soo media tonelada viajaba desde Noruega hasta Alemania cuando ocurrió el sabotaje. CLÍO

83


La CIENCIA en la Historia

100 AÑOS

DEL BOEING EL AMANECER DE LA AVIACIÓN

TRAS EL VUELO DE LOS HERMANOS WRIGHT EN 1903, CONSIDERADO EL PRIMER VUELO CON ÉXITO DE UN AVIÓN, SE SUCEDIERON UNOS AÑOS DE ACTIVIDAD FRENÉTICA EN EL NACIENTE CAMPO DE LA AVIACIÓN, TANTO EN EL ASPECTO TECNOLÓGICO COMO EN EL EMPRESARIAL. EL GRAN RETO ERA QUE LOS AVIONES PASASEN DE SER VEHÍCULOS EXPERIMENTALES A SERVIR COMO VEHÍCULOS PRÁCTICOS PARA TRANSPORTE DE PASAJEROS, CORREO URGENTE Y ALGUNAS MERCANCÍAS, E INCLUSO COMO AERONAVES DE GUERRA. POR JORGE MUNNSHE, ESCRITOR Y PERIODISTA CIENTÍFICO hE^/MED/E'^ΈEKd//^>/E/͘KDΉ^KZ EL PASADO DE LA CIENCIA, LA TECNOLOGÍA Y SUS PROTAGONISTAS.

A

L PRINCIPIO, ERAN MUY POCOS LOS PIONEROS TÉCNICOS QUE TRABAJABAN EN LA AVIACIÓN, Y PROCEDÍAN DE CAMPOS MUY DIVERSOS. Uno de ellos era William E. Boeing, que provenía del sector maderero.

ESPÍRITU AVENTURERO William nació en la ciudad estadounidense de Detroit. Su padre, Wilhelm, un alemán de una familia bien acomodada, era emprendedor y un tanto aventurero. Con solo veinte años de edad y tras haber servido en el ejército alemán, dejó su nación y la seguridad familiar para emigrar a Estados Unidos, donde logró establecerse con éxito en el negocio de la madera. Allí se casó y tuvo varios hijos. Su muerte prematura, con tan solo cuarenta y dos años de edad, dejó huérfanos de padre a William, que contaba con ocho, y a las hermanas de este, Caroline y Gretchen, con cinco y tres años de edad respectivamente. Por suerte, el patrimonio de Wilhelm ayudó a subsistir a su viuda e hijos, y William pudo cursar estudios técnicos universitarios, que dejó en 1903, a los veintidós años, para entrar

84

CLÍO

en el negocio maderero, donde prosperó gracias a tierras heredadas de su padre y a otras que adquirió. En 1908, se mudó a Seattle, donde fundó la empresa Greenwood Timber. Dos años después, compró un astillero, que con el tiempo adaptaría para construir aviones, y su interés comercial por la aviación se hizo evidente más allá de su fascinación inicial cuando vio de cerca por vez primera un avión. Boeing realizó vuelos en algunos de los primitivos aviones de la época, primero como pasajero y luego ya como piloto, tras aprender a pilotar en la escuela de Glenn L. Martin, otro pionero de la aviación y poco después rival suyo. Adquirió de la fábrica de Martin un avión del modelo TA, que recibió en octubre de 1915. Examinó de cerca un hidroavión de tipo Curtiss (Glenn Hammond Curtiss era otro diseñador pionero de aviones) y voló en él. También entró en contacto con Thomas Hamilton, igualmente pionero en la fabricación de aviones, y trabó amistad con George Conrad Westervelt, un teniente de navío en la marina estadounidense que estaba muy interesado por la aviación.

EL FUTURO DE LA AVIACIÓN Boeing y Westervelt llegaron a la conclusión de que la aviación tenía futuro y de que ellos eran capaces de diseñar y fabricar un avión que pudiera competir en prestaciones con los que se habían construido hasta entonces. Se pusieron manos a la obra. Con la ayuda de una decena de ayudantes técnicos, iniciaron la labor de diseñar y construir el que sería el primer avión Boeing. En aquella época, la fábrica y el hangar de hidroaviones estaban instalados en un pequeño edificio en la orilla del lago Unión, en Seattle. Desde estas instalaciones despegó, en su primer vuelo de prueba, el primer avión Boeing, llamado B&W modelo 1, por las iniciales de los apellidos de Boeing y Westervelt, y también conocido simplemente como Boeing Modelo 1. Ese vuelo histórico se llevó a cabo, con el propio William Boeing de piloto, el 15 de junio de 1916. Aquel mismo verano de 1916, William Boeing estableció la empresa que hoy conocemos como Boeing y que en 2016 ha cumplido un siglo. Inicialmente tuvo el nombre de Pacific Aero Products, pero meses después William


EL MODELO BOEING 247D, considerado el primer aviรณn de pasajeros con una configuraciรณn moderna, al estilo de la que hoy tiene cualquier vuelo.

CLรO

85


La CIENCIA en la Historia

SOBRES ESTAS LÍNEAS, a la izquierda, William Boeing y Eddie Hubbard. A su lado, el célebre modelo Boeing 747, probablemente el avión más conocido por el público en general, que logró el récord de cantidad máxima de pasajeros en un mismo vuelo.

lo cambió por el de Boeing Airplane Company. Al principio, buena parte del trabajo de la empresa se hacía en el astillero que había comprado en 1910.

UN SECTOR EN CIERNES La aviación era un sector tecnológico tan nuevo que apenas existían recursos docentes para formar a futuros ingenieros. William logró que la Universidad de Washington (en el estado de Washington) estableciera el primer currículo o plan de estudios de esa nueva especialidad técnica, y apoyó esa incorporación pagando la construcción de un túnel de viento en dicha institución. Con la entrada de Estados Unidos en la I Guerra Mundial en 1917, la nueva empresa fabricó aviones Boeing Modelo C para entrenamiento de pilotos de la marina estadounidense. Al terminar la guerra en noviembre de 1918, William dedicó sus esfuerzos a la comercialización de sus aviones en el ámbito civil. Pero no era una tarea fácil en absoluto. Como toda idea pionera, la aviación estaba adelantada a su época, y la sociedad aún no estaba preparada para usar aviones con la misma confianza con la que ya usaba barcos y trenes. En aquellos difíciles 86

CLÍO

EL PRIMER VUELO HISTÓRICO DEL BOEING MODELO 1 lo llevó a cabo su propio inventor, William Boeing, como piloto, el 15 de junio del año 1916. años, la empresa Boeing sobrevivió realizando actividades adicionales, del todo apartadas de la aeronáutica, por ejemplo fabricando muebles, cajas para fonógrafos (los predecesores, junto con los gramófonos, de los tocadiscos), e incluso accesorios para una empresa de corsés.

DIFÍCIL ACEPTACIÓN PÚBLICA Para ayudar a promover la aceptación pública de la aviación comercial, William Boeing y otro piloto, Eddie Hubbard, realizaron una experiencia pionera de correo aéreo. En un avión Boeing C-700 (una versión civil del Modelo C), llevaron a cabo el 1 de marzo de 1919 el primer vuelo postal internacional entre Seattle en Estados Unidos y Vancouver en Canadá, transportando una saca de cartas. Esta y otras iniciativas, así como la colaboración de la empresa con otras fabricando aviones de ellas, apuntalaron la tambaleante compañía y a fi-

nales de la década de 1920 la pusieron en el camino del éxito. Boeing creció y evolucionó, sin depender ya de la perspicacia y perseverancia de su fundador, absorbió empresas, se expandió internacionalmente y muchos de sus aviones se ganaron puestos destacados en la historia de la aeronáutica. Uno de ellos fue el Boeing Modelo 247D, introducido en la década de 1930, al que muchos consideran el primer avión de pasajeros con una configuración moderna, al estilo de la que hoy tiene cualquier avión de pasajeros típico. Otro ejemplo es el célebre modelo 747, probablemente el avión más conocido por el público en general, que logró el récord de cantidad máxima de pasajeros en un mismo vuelo, que transportó encima de él a las lanzaderas espaciales de la NASA, y que ha sido incluso plasmado en sellos de correos.


El PERSONAJE del mes


EL REY SALOMÓN Y EL TESORO SAGRADO DE LOS VISIGODOS EL MÍTICO REY SALOMÓN ES EL TERCER Y ÚLTIMO MONARCA DEL REINO UNIDO DE ISRAEL, ANTES DE QUE SE PRODUJERA LA SEPARACIÓN DEL TERRITORIO ISRAELITA EN LOS REINOS DE JUDÁ E ISRAEL. SU REINADO SE EXTENDIÓ ENTRE LOS AÑOS 965 Y 928 A.C., UN PERÍODO HISTÓRICO QUE LE SIRVIÓ PARA DEJAR SU PROPIA IMPRONTA EN LA HISTORIA GRACIAS A LA CONSTRUCCIÓN DEL PRIMER TEMPLO DE JERUSALÉN Y A ALGUNOS TESOROS LEGENDARIOS COMO LA DESAPARECIDA MESA DEL REY SALOMÓN. WKZ:s/ZDZd1EͳW/EE https://javimartinezpinna.wordpress.com/

E

SPAÑA ES UN LUGAR EN DONDE, DESDE TIEMPOS ANTIGUOS, HAN VENIDO A PARAR UNA GRAN PARTE DE LAS RELIQUIAS Y OBJETOS DE CULTO MÁS IMPORTANTES DE LA RELIGIÓN CRISTIANA. Este es el motivo por el que, en los últimos años, una nueva generación de investigadores, han vuelto su mirada hacia el estudio de estos auténticos enigmas de nuestro pasado. En mi libro, El nombre de Dios. El enigma de la mesa de Salomón, tuve la oportunidad de analizar con deteni-

miento las circunstancias en las que se produjo la llegada hasta España del famoso tesoro sagrado de los visigodos y conocer más a fondo este personaje mítico que hunde sus raíces entre la Historia y la leyenda.

INFORMACIÓN CONTRASTADA Para mi sorpresa pude comprobar que este acontecimiento podía ser fácilmente constatado, gracias a las referencias documentales que nos legaron algunos historiadores del

EXISTEN NUMEROSAS REFERENCIAS DOCUMENTALES sobre el rey Salomón, legado de algunos historiadores del mundo clásico, como Flavio Josefo o Procopio de Cesarea.


El PERSONAJE del mes

mundo clásico, como Flavio Josefo o Procopio de Cesarea. Y no solo eso, porque el registro arqueológico no hacía más que confirmar la llegada de este enorme botín a la España del siglo VI d.C., para permanecer oculto en la ciudad de Toledo hasta el año 711, en el que los musulmanes iniciaron la conquista de la Península Ibérica.

LA BÚSQUEDA DEL TESORO Por si fuera poco, logré descubrir que a partir de esta fecha volvemos a tener nuevas referencias documentales, esta vez por parte de los cronistas musul-

manes, los cuales aseguraron que los poderosos caudillos Tariq y Muza, protagonizaron una búsqueda del tesoro y especialmente de un objeto de poder, la mesa de Salomón, que según múltiples tradiciones presentes en la ciudad del Tajo, formaba parte del mismo. Mucho se dijo sobre el lugar en donde finalmente quedó oculto este tesoro sagrado. Algunos opinaron que nunca salió de Toledo; otros prefirieron pensar que fue escondido en algún enclave cercano a la ciudad de Jaén. La respuesta a este enigma no tenía fácil solución, aun-

HISTORIA Y LEYENDA SALOMÓN FUE EL SEGUNDO DE LOS HIJOS QUE TUVIERON EL REY DAVID Y BETSABÉ. La historia de Salomón se narra en el Primer Libro de los Reyes, 1-11, y en el Segundo Libro de las Crónicas, 1-9. Este sucedió a su padre, David, en el trono de Israel hacia el año 970 a. C. Y es considerado en el texto bíblico como el tercer y último monarca del reino unido de Israel, logrando reinar sobre un extenso territorio durante casi cuatro décadas, posiblemente entre los años 965 y 928 a.C.5 Durante este tiempo emprendió numerosas obras arquitectónicas, entre las que destaca por encima de todas la construcción del Templo de Jerusalén como lugar para la permanencia del arca de la Alianza, aunque destaca también la erección de un fabuloso palacio, la construcción de un terraplén que unía el templo con la ciudad de Jerusalén. También se le otorga la autoría de los textos bíblicos titulados Libro de Eclesiastés, Libro de los Proverbios y Cantar de los Cantares. Pero, sin duda, uno de los objetos más emblemáticos de este mítico rey es la mesa de Saolón, un tesoro que se ha convertido en uno de los símbolos de poder más buscados de la Historia. 90

CLÍO


que desde mi punto de vista, el estudio del destino que tuvieron la práctica totalidad de las reliquias que en su momento estuvieron en manos de los visigodos me llevó a la convicción de que estas habían sido trasladadas hacia el norte, para buscar cobijo en las montañas asturianas, tal vez hacia un lugar en donde existió una enorme concentración de estas reliquias: el majestuoso Monsacro.

ENCLAVE "MÁGICO" Situado en las cercanías de la localidad asturiana de Morcín, este enclave mágico siempre ha estado relacionado con la presencia de lo divino. Allí se descubrieron túmulos funerarios y sepulturas de época megalítica, y también sabemos que los

MUCHOS ASEGURAN QUE UNA PARTE IMPORTANTE DEL TESORO VISIGODO, incluida la mesa de Salomón, puede seguir oculta en Monsacro (Asturias).

antiguos astures rindieron culto a su dios Teleno, aunque si por algo fue conocida esta montaña fue por haberse convertido en el lugar en donde en su día reposaron las reliquias del Arca Santa, las cuales permanecieron a salvo de los conquistadores musulmanes en la cueva de Santo Toribio, hasta que fueron trasladadas hasta la ciudad de Oviedo en el siglo IX.

Muchos aseguran que una parte importante del tesoro sagrado de los visigodos, entre ellos la mesa de Salomón, puede seguir oculta en algún lugar desconocido de este sobrecogedor paraje, esperando el momento oportuno de darse a conocer. Mientras tanto, el misterio sobre su naturaleza y posible ubicación, continúa.


La CULTURA POR DANIELA JIMÉNEZ

)RIP CINE

"   

TAJ PREMIO NOVELA HISTĂ“RICA ALFONSO X EL SABIO 2016 AUTOR: AndrĂŠs Pascual. EDITORIAL: Espasa, 2016.

Justo antes de que la bella emperatriz del IndostĂĄn Mumtaz Mahal cerrara los ojos para siempre, su esposo le prometiĂł honrar su recuerdo con el monumento mĂĄs hermoso jamĂĄs construido. Taj es la historia de esa obra magnĂ­fica y de sus veinte mil hĂŠroes: arquitectos, calĂ­grafos, maestros artesanos y obreros que, encaramados al lomo de los elefantes, arrastraban los enormes bloques de mĂĄrmol. Una narraciĂłn ĂŠpica vista a travĂŠs de los ojos de Balu, un muchacho del desierto con unas dotes extraordinarias para el dibujo que se enfrentarĂĄ a todos los convencionalismos para recuperar a su amada Aisha, recluida en el harĂŠn del soberano. La novela Taj, del escritor AndrĂŠs Pascual se ha alzado con el Premio de Novela HistĂłrica Alfonso X El Sabio en su decimoquinta ediciĂłn. El galardĂłn lo convoca la editorial Espasa y se celebra con la colaboraciĂłn de la FundaciĂłn Caja Castilla La Mancha. 92

CLĂ?O

Este filme de corte espaĂąol nos trae un momento histĂłrico reciente mezclado con un tinte de novela negra, que se sitĂşa en el Madrid de 2011. En plena crrisis econĂłmica surge el Movimiento 15-M, que choca frontalmente con el viaje del Papa a la capital. Un millĂłn y medio de peregrinos esperan la llegada del PontĂ­fice en un Madrid caluroso, violento y caĂłtico. En este contexto, los inspectores de policĂ­a Alfaro (Roberto Ă lamo) y Velarde (Antonio de la Torre) deben encontrar a lo que parece ser un asesino en serie cuanto antes y sin hacer ruido. Esta caza contrareloj les harĂĄ darse cuenta de algo que nunca habĂ­an pensado: ninguno de los dos es tan diferente del asesino.

DIRECTOR: Rodrigo Sorogoyen. NACIONALIDAD: Espaùa. INTÉRPRETES: Antonio de la Torre, Roberto à lamo, Mónica López, Luis Zahera, Rocío Muùoz-Cobo y JosÊ Luis García PÊrez. ESTRENO: 28 de octubre.

MUERTE EN LA ACRĂ“POLIS Andrea Maggi. Duomo Editorial, 2016. 320 pĂĄgs. CartonĂŠ. 9,90 â‚Ź.

Esta novela histĂłrica inicia su relato con un aterrador aullido en el PartenĂłn y el hallazgo de un cadĂĄver cerca de un altar. Los atenienses y las autoridades apuntan de inmediato a un culpable, un hombre de quien se sospecha que es un licĂĄntropo, pero el caso no es tan sencillo de resolver. Dos jĂłvenes valientes arriesgan sus vidas para revelar la verdad de los hechos, aunque eso signifique hacer tambalear los cimientos de la ciudad. Un viaje a la mĂ­tica Atenas, donde el thriller confluye con la historia.

Los secretos de la Roma antigua quedan revelados en esta obra. En ellos se descubirĂĄ la construcciĂłn polĂ­tica del Imperio romano que agrupĂł, durante cinco siglos, a una multitud de etnias que hablaban decenas de lenguas y rezaban a un nĂşmero de dioses aĂşn mayor. Para comprender esta proeza, Eric Teyssier analiza los mitos fundadores de Roma y los motores que la impulsaron a conseguir tal hazaĂąa.

LOS SECRETOS DE LA ANTIGUA ROMA Eric Teyssier. Edaf, 2016. 256 pĂĄgs. Rustica. 18,00 â‚Ź.


PAESA. EL ESPÍA DE LAS MIL CARAS

LOS SEÑORES DEL FIN DEL MUNDO

Manuel Cerdán. Plaza & Janés, 2016. 480 págs. Rústica. 17,90 €.

Enrique Vaqué. Almuzara, 2016. 416 págs. Rústica. 19,95 €.

El 2 de julio de 1998 salió publicada la esquela de la muerte en Tailandia de Francisco Paesa. Por fin desaparecía el espía que había negociado la entrega de Luis Roldán al Gobierno español. Sin embargo, aquella esquela era falsa. No hay que olvidar que siempre había vivido al filo de la legalidad una existencia trepidante: estafador del presidente guineano en 1968, traficante de armas internacionales, vendedor de mísiles a ETA, mediador en el caso GAL, agente secreto del ministerio del interior en los años más oscuros del felipismo...

Hasib ibn Al-Sharif, un adolescente musulmán de orígenes humildes, entra al servicio de un famoso médico de la familia real nazarí. Está pensando en un futuro asegurado como enfermero y en una vida tranquila en su Córdoba natal. Pero su destino se verá bruscamente alterado cuando dos caballeros de la Orden de Calatrava acuden a casa de su señor solicitando sus servicios. Deberán acompañarles para tratar a una dama francesa que se encuentra enferma en el castillo de la Orden, lugar siniestro donde nada parece lo que realmente es.

EL DESCUBRIMIENTO DE EConcepción SPAÑA Valverde. Xavier Andreu. Taurus, 2016. 285 págs. Rústica. 20,90 €.

Xavier Andreu estudia la imagen de España a través del papel de la literatura y, en concreto, de la influencia del mito romántico en la construcción de su identidad nacional durante las décadas centrales del siglo XIX. Por ello, en esta obra muestra la imagen romántica de España que se creó durante el reinado isabelino a partir de percepciones extranjeras.

Asimismo, traza el proceso mediante el cual se produjo la orientalización del pasado español, así como las respuestas desde la literatura romántica española a esa orientalización, en el marco de la historia política del período. No se ha analizado suficientemente todavía la interrelación que se produjo entre la “mirada del otro” y la

propia definición de lo nacional por parte de los españoles, aunque en las últimas décadas la historiografía internacional ha subrayado la centralidad de tener en cuenta este tipo de procesos. Andreu muestra cómo el mito romántico no solo funcionó como espoleta de una marcada reacción nacionalista que se extendió por todos los ámbitos de la vida intelectual española, sino que planteó la necesidad de repensar el pasado y el presente de la nación para afirmar y defender un futuro aceptado por la modernidad europea.

PERSONAS E IDEAS AUTOR: Enrique Krauze. EDITORIAL: Debate, 2016. 368 págs. Rústica. PRECIO: 19,90 €.

Enrique Krauze es una figura fundamental en los círculos intelectuales mexicanos, como colaborador de Octavio Paz en la mítica revista Vuelta, y director editorial de Letras Libres. Este volumen contiene las espléndidas conversaciones de Krauze con pensadores y escritores de talla mundial, cuyo hilo conductor es la Historia, el pensamiento liberal y la crítica de las ideologías. Entre otras, se incluyen entrevistas con Jorge Luis Borges, Irving Howe, Isaiah Berlin, Octavio Paz, Leszek Kolakowski, Charles Hale, Joseph Maier, Hugh Thomas, Paul Kennedy, Daniel Bell, Mario Vargas Llosa, Luis González y González y Miguel León Portilla. Las conversaciones dibujan un pequeño mapa: el de ciertos afectos, ciertas devociones, ciertas pasiones, ciertas causas que han ocupado los trabajos y los días de un escritor mexicano. Para hacerlo un poco más explícito, se incluye una charla en la que Christopher Domínguez Michael somete a Krauze a un detallado interrogatorio. Quizá arroje alguna luz sobre los motivos que guiaron –que guían aún– el gusto del historiador por “hablar de personas e ideas con personas de ideas”. CLÍO

93


La CULTURA

LOS AUSTRIAS. EL IMPERIO DE LOS CHIFLADOS Concepción Valverde. César Cervera. La Esfera de los Libros, 2016. 400 págs. Rústica. 24,90 €.

LA OTRA VIDA AUTOR: Blanca Bravo. EDITORIAL: Roca Editorial de Libros, 2016. 288 págs. Cartoné. PRECIO: 17,90 €.

La otra vida es la novela ganadora del Premio Mont Marçal 2016 de narrativa, una historia cargada de misterio, bibliotecas escondidas y libros prohibidos por la Inquisición. Ficción histórica en estado puro. Se sitúa en el año 1582, en Salamanca. Poco después la muerte de Teresa de Jesús, desaparecen gran parte de sus manuscritos, y el confesor que los custodiaba es cruelmente asesinado. Rodrigo Hurtado de Mendoza, ahijado del noble intelectual Diego Hurtado de Mendoza, tiene como misión encontrarlos y desentrañar el misterio que gira alrededor de los mismos. Lo que no sabe es que su viaje le llevará a investigar los pasillos de una secreta y laberíntica librería y, con ello, descubrir libros encriptados, juegos cabalísticos y una revelación totalmente inesperada relacionada con un clásico de la literatura española cuya autoría es finalmente desvelada. 94

De la mano de Juana La Loca desembarco en España una dinastia extranjera que habia hecho de los matrimonios entre parientes su seña de identidad en el resto de Europa. Los Habsburgo (los Halcones) aterrizaron en la Península y pusieron la hacienda y la infanteria castellana a disposición de sus disparatadas empresas. Cada generación más endogámica; cada vez más chiflada.

Carlos I, el depresivo; Felipe II, el imprudente; Felipe III, el ludopata; Felipe IV, el vicioso; Carlos II, el endemoniado.La confusa y peculiar España alimento sus contradicciones, las del Emperador de la Cristiandad que arraso Roma; las del rey puritano que vivia obsesionado con el sexo; las del pacificador que disparo los gastos militares... Pero, en ningín caso, este libro trata de

regresar a los términos de la leyenda negra, ni de recrearse en anécdotas poco creíbles, sino de contar cómo el Imperio español sobrevivió de pie varios siglos, a pesar de los problemas mentales y familiares de sus soberanos. En el imperio de los chiflados, la locura y la genialidad convivían sin problema, al menos así lo asegura César Cervera.

EL SIERVO Xavier Maymo. Suma, 2016. 656 págs. Rústica. 19,90 €.

El destino de tres hermanos y un sirviente está unido entre Tarraco (la actual Tarragona), Roma y Jerusalén, en el advenimiento de la aparición y evolución de la religión cristiana. La trama se desarrolla en pleno siglo I d.C. cerca de Tarraco, donde una familia

romana creceen un lugar paradisíaco: la villa de Semma. El patriarca es el amo de todos y todo, su nombre es Valerius, y se trata de un hombre culto y poderoso, que planea hasta el último detalle de un futuro sumamente prometedor para cada uno de sus hijos y de su familia en general. Pero la vida transformará sus deseos en algo muy distinto, haciendo que los caminos de los protagonistas acaben confluyendo en un destino que nadie podía imaginar. Y es que a veces los sueños son únicamnete eso, sueños, incluso para los romanos de la antigua Tarraco.


PÁGINAS SECRETAS DE LA HISTORIA

LA REVOLUCIÓN RUSA

José María Zavala. Plaza & Janés, 2016. 480 págs. Rústica. 20,90 €.

Richard Pipes. Debate, 2016. 1.296 págs. Cartoné. 44,90 €.

Cada una de las 101 “páginas secretas” que Zavala brinda en este libro constituye un pasaje de ida y vuelta a los tiempos del mítico gánster Al Capone, del pirata Barbanegra, del primer y único emperador en la historia de Estados Unidos, o de Lewis Carroll, el autor de Alicia en el país de las maravillas. Hallaremos respuesta en estos relatos trepidantes a enigmas tan sorprendentes como estos: ¿Estuvo Agatha Christie enamorada de Alfonso XIII? ¿Hizo el violinista Paganini un pacto con el diablo? ¿Qué gran misterio descubrió Albert Einstein que todavía ignorábamos? ¿Quién fue la última víctima de la Inquisición? ¿Cómo murió Stalin?...

Este libro conmemora los cien años de la revolución rusa, un acontecimiento, que marcó decisivamente el siglo XX. En 1992 Richard Pipes, el más prestigioso historiador especializado en la Rusia contemporánea, publicó este provocador volumen cuyo rigor y calidad aún no han sido superados. Revolucionario por su amplitud y apasionante por la narración, el libro de Pipes presenta una revolución intelectual más que de clases, marcada desde el comienzo por el terror y con elementos de golpe de estado o “la captura del poder estatal por parte de una reducida élite”. Una obra fundamental en la estantería de cualquier apasionado de la Historia y de la actualidad.

UN SUPERVIVIENTE

Moriz Sxheyer. Siruela, 2016. 284 págs. Rústica. 19,90 €.

En 1943, Moriz Scheyer, escondido con ayuda de la Resistencia en un convento en la Dordoña, comenzó a escribir Un superviviente , la narración de la tensa, agitada y a veces casi milagrosa peripecia de su persecución en Viena y su huida a Francia.

En él rastrea acontecimientos que van desde la anexión de Austria al París ocupado; un fallido intento de fuga, el contacto con la Resistencia y, por último, un dramático rescate y su vida clandestina en un asilo para enfermos mentales mantenido por monjas franciscanas.

ENTRE EL MUNDO Y YO AUTOR: Ta-Nehisi Coates. EDITORIAL: Seix Barral, 2016. 208 págs. Rústica. PRECIO: 18,00 €.

Ganadora del premio National Book Award 2015 de No ficción, Entre el mundo y yo es un alegado de carácter personal para el autor, Ta-Nehisi Coates, en el que defiende su forma de entender el mundo y de enfrentarse a él y a sus vicisitudes. Y es que se trata de una carta de un padre a su hijo. En definitiva, una profunda reflexión sobre la realidad social de la Norteamérica actual que recoge grandes temas universales como la discriminación, la desigualdad y el activismo necesario para combatirlas. No en vano, en palabras del mismo Coates, “este es tu país, tu mundo, tu cuerpo, y debes encontrar la manera de vivir con todo ello”. Con ello el autor quiere decir que tenemos que encontrar nuestro lugar en el mundo y saber cómo encajar en él: “Lo que quiero para ti es que seas un ciudadano consciente de este mundo terrible y hermoso”.


La CULTURA

LOS DUEÑOS DEL VIENTO

Concepción Valverde. Patxi Irurzun. HarperCollins, 2016. 368 págs. Rústica. 18,90 €.

LOS HEREDEROS DE LA TIERRA AUTOR: Ildefonso Falcones EDITORIAL: Grijalbo, 2016. 896 págs. Cartoné. PRECIO: 22,90 €.

Esta novela de corte histórico arranca en la Barcelona del año 1387. Las campanas de la iglesia de Santa María de la Mar siguen sonando para todos los habitantes del barrio de la Ribera, pero uno de ellos escucha su repique con especial atención. Se trata de Hugo Llor, hijo de un marinero fallecido, el cual a sus doce años trabaja en las atarazanas gracias a la generosidad de uno de los prohombres más apreciados de la ciudad: Arnau Estanyol. Pero sus sueños juveniles de convertirse en un afamado constructor de barcos y navíos se darán de bruces contra una realidad dura y despiadada cuando la familia Puig, enemiga acérrima de su mentor, aproveche su posición ante el nuevo rey para ejecutar una venganza que llevaba años acariciando en el seno de su largo linaje. A partir de ese momento, la vida del joven Hugo oscila entre su lealtad al señor Bernat, amigo y único hijo de Arnau, y la necesidad de sobrevivir en la Barcelona de esa época.

Esta novela mezcla historia y leyeda de forma magistral a través de cada uno de sus personajes. Y es que transcurre entre la famosa caza de brujas en Zugarramurdi, el auto de fe de Logroño de 1610, las cárceles secretas de la Inquisición, los bucaneros de La Española, los Hermanos de la Costa y la república libertaria que intentaron crear en la isla Tortuga, los corsarios vascos del mar Caribe... El protagonista del relato y narrador, Joanes de

Sagarmin, servirá como hilo conductor para introducir cada una de sus vivencias, en las que contará todas estas peripecias tras huir de la pequeña aldea navarra de Zugarramurdi. Perseguido por la Inquisición, encontrará refugio junto a otros huérfanos y huidos de la justicia, primero en el sur de Francia, junto a los terribles corsarios vascos, y después en el Nuevo Mundo, donde se convertirá en músico de una tripulación pirata.

A lo largo de su agitada vida, el destino de Joanes permanecerá siempre unido al de un encantador y cruel filibustero, Kuthun, y al de la misteriosa Morguy, la joven vidente y ayudante del inquisidor Lancre. Entre los tres se establece un triángulo de amor y odio, en cuyo centro permanece la búsqueda de una libertad que el destino y la cuna parecen haber negado a quienes tienen como única posesión el viento y esperan que alguna vez sople a su favor.

BALBO. LA MANO IZQUIERDA DEL CÉSAR León Arsenal. La Esfera de los Libros, 2016. 600 págs. Cartoné. 23,90 €.

Balbo. La mano izquierda de César relata las aventuras de un hispano en la Roma de Julio César y Pompeyo. Nos encontramos en el año 60 a.C., momento en el que Lucio Cornelio Balbo, el hombre más poderoso de Gades, llega a Roma buscando un tratado más favorable para su ciudad natal y decidido a labrarse un destino en la capital del mundo. Por aquel entonces, Roma vive convulsiones sociales, políticas y religiosas. Y las distintas

facciones se disputan sin tregua el control del Senado y las altas magistraturas. La vieja oligarquía trata de mantener sus privilegios, los hombres nuevos luchan por ascender y los habitantes de provincias intentan hacerse oír por los grandes hombres. Habilidoso, instruido, íntimo de César y buen amigo de Pompeyo, Balbo se las ingeniará para abrirse camino en la sociedad romana y acceder a las altas cotas de poder. Eso le arrastrará a las cenagosas aguas de las intrigas y las pugnas políticas. Envuelto en las luchas por el poder, Balbo tendrá que enfrentarse a peligros y amenazas, no solo para lograr sus objetivos, sino también para poder sobrevivir.


La ENTREVISTA

%2(6f74%7'9%0 #     $  8EN     $ ! %       XLVMPPIV& Abogado de profesiĂłn, pero escritor por vocaciĂłn, AndrĂŠs Pascual presenta su Ăşltima obra, ganadora del XV Premio de Novela HistĂłrica Alfonso el Sabio 2016. Taj nos traslada a la construcciĂłn del Taj Mahal, uno de los monumentos mĂĄs emblemĂĄtico del planeta, para presentarnos a los verdaderos hĂŠroes que llevaron a cabo la titĂĄnica empresa de levantarlo.

–¿Por quÊ ha escogido la construcción del Taj Mahal como telón de fondo para su novela? ¿QuÊ le cautivó de la historia de este monumento? –Cuando empecÊ a investigar, me sorprendió que apenas hubiera media docena de novelas que abordasen el tema de la construcción del Taj Mahal, a pesar de ser el edificio mås emblemåtico del planeta. Pero lo que verdaderamente me sorprendió es que ninguna de ellas hablase de los veinte mil hÊroes anónimos que aunaron sus fuerzas, su pasión y lo mejor de sus diferentes culturas para levantarlo. Es una verdadera proeza. Cientos de artesanos y maestros marmolistas, carpinteros, jardineros, orfebres‌ Y miles y miles de peones encaramados a los andamios y a los elefantes que arrastraban las piedras dejaron allí su trabajo y sus vidas para construir este monumento único. La historia se había contado siempre desde la pulcritud del balcón real, y yo quería escribirla desde el barro de los cimientos. Taj es la historia de los trabajadores, con todo su romanticismo y la Êpica que acompaùron a su empresa. –¿QuÊ representa el Taj Mahal y cómo lo vamos a descubrir a

travĂŠs de su relato? ÂżCuĂĄnto hay de realidad y cuĂĄnto de ficciĂłn? –He tratado de ser extremadamente riguroso y fiel con la Historia, ya que cada fase de la construcciĂłn del Taj Mahal estĂĄ documentada, pero tambiĂŠn cargada de magia. Al leerlo es fĂĄcil darse cuenta que Taj es la mezcla ideal entre el corte literario que tiene Los pilares de la tierra y que presenta el relato de Las mil y una noches. –En la novela, aparte del monumento, tambiĂŠn destacan dos personajes, el del emperador y el del joven Balu. A travĂŠs de ellos dibuja el escenario histĂłrico de aquella ĂŠpoca. ÂżQuĂŠ representan ambas figuras y quĂŠ nos descubren a travĂŠs de sus ojos? –Estos dos personajes nos demuestran que la grandeza de los actos de amor no depende de su forma o tamaĂąo. En Taj se funden la historia de amor en minĂşscula de un muchacho de una aldea del desierto, con la historia de amor en mayĂşscula del emperador que construyĂł el monumento en honor de su esposa fallecida. Y lo maravilloso es que ambas historias son igual de grandiosas. Me gusta cuando la madre de Balu le reprocha: “Nadie puede escapar de su

castaâ€?. Y ĂŠl contesta: “Yo soy diferenteâ€?. Necesitamos este tipo de hĂŠroes para inspirarnos. Balu creĂ­a en su causa personal, que era recuperar a su amada recluida en el harĂŠn, y por ello se lanzĂł a pecho descubierto contra todas las dificultades del orden establecido. Para crear, necesitamos creer. Hay que aceptar las dificultades de la vida con naturalidad, y convertir cada complicaciĂłn en una vĂ­a de crecimiento. –¿CuĂĄl cree que es la clave de que su novela “engancheâ€? tanto al lector? ÂżCuĂĄles son los ingredientes de Taj? –Creo que el principal atractivo de Taj es que se trata de una novela histĂłrica con un ritmo propio del thriller. Los lectores (entre los que me incluyo) buscamos agilidad, con independencia de cuĂĄl sea el gĂŠnero del libro. Queremos abrir la primera pĂĄgina y sentir la necesidad de seguir pasando una y otra hasta el final. –¿QuĂŠ ha representado para usted recibir el XV Premio de Novela HistĂłrica Alfonso X El Sabio? –Estoy enormemente agradecido porque me permite seguir dedicĂĄndome a escribir, que es lo que me apasiona. Y el hecho mismo

de presentarme a este premio era casi obligado. Alfonso X El Sabio, quien le da nombre, es el sĂ­mbolo espaĂąol de tolerancia y convivencia de civilizaciones. Y, al igual que ĂŠl, el Sha Jahan, emperador mogol que mandĂł construir el Taj Mahal, mantuvo la convivencia entre las distintas culturas y religiones del antiguo IndostĂĄn. Si el edificio es Ăşnico en el mundo es precisamente debido a ese espĂ­ritu.

TAJ AUTOR: AndrĂŠs Pascual. EDITORIAL: Espasa, 2016.

360 pĂĄgs. CartonĂŠ. PRECIO: 19,90 â‚Ź.


Canarias 3,15€ Andorra 3,00€



Clio historia octubre 2016