Page 81

¿Por qué no le hablas a tu hombre de habas? qué dominaste con la belleza de tu sexo qué dominaste desde las orejas a la boca en las baldosas blancas mojadas por saliva caliente pasan embebedores y tú no los ves y no le hablas. por qué no le entonas al final de este poema ¿por qué no? te escondes en la nada que sientes ahora todo te da igual botar el humo por la boca y la nariz y no le dirás nada a ese soñador animal rendido al placer de tus pasos por su cuerpo y no dice.

Cher Santiago - Sloow food  

Poesía.

Cher Santiago - Sloow food  

Poesía.

Advertisement