Issuu on Google+

EL OBSERVADOR SÁBADO 11 DE SETIEMBRE DE 2010

|

ACTUALIDADURUGUAY 11

UNO DE CADA CINCO CONDUCTORES NO RESPETA LA VELOCIDAD MÁXIMA DE 75 KM/H

La rambla es incompatible con el cruce peatonal en varios tramos N. GARRIDO

APUNTE

e

En su juventud está puesta la esperanza e Diego Rodríguez, el jugador de Nacional que ayer se accidentó en la rambla y Ejido, sigue en estado grave. “La situación permanece incambiada”, dejó constar el parte médico difundido ayer. El estado del jugador es de “gravedad importante”, agregó el doctor Víctor Soria, quien atiende al futbolista que se encuentra en la Asociación Española. El médico dijo a la prensa que la razón de la esperanza es la juventud del futbolista, quien tiene 22 años de edad y un buen estado físico por su condición de deportista. (Lea más sobre este tema en la sección Deportes).

LO DIJO

e

ARTURO BORGES DIRECTOR DEL ISEV

«Hubo dos errores técnicos: hacer un giro en U y encarar cruzar sin visión adecuada»

TRÁNSITO. No hay un cartel que marque la prohibición de girar en U, por tanto es frecuente que se cometa esta infracción

f Según un informe de la

Unasev, es de las sendas de circulación menos peligrosas POR YELLY BARRIOS DE LA REDACCIÓN DE EL OBSERVADOR

l cruce de la rambla República Argentina y Ejido cobró notoriedad el jueves pasado por el accidente que llevó al CTI al jugador del Club Nacional de Football, Diego Rodríguez. Una de las hipótesis que pueden esbozarse para tratar de explicar ese siniestro vial es que hubo dos errores técnicos (vinculados al factor humano) que intervinieron como causas. Uno de esos errores es que un vehículo giró en U desde la dirección Oeste hacia el Este e impidió que –a la vez– el deportista (que procuraba ingresar a Ejido desde la senda Sur de la rambla) observara la camioneta que luego lo colisionó, comentó a El Observador Arturo Borges, director del Centro de Formación para el Transporte y la Seguridad Vial (ISEV). “Desde el punto de vista pericial hay dos errores técnicos: hacer un giro que no correspondía y encarar cruzar sin la visión necesaria. Pero esto es de todos los días”, opinó. Más allá de las hipótesis –que actualmente están siendo investigadas por la Justicia– esa intersección de la rambla y Ejido es un centro frecuente de infracciones. “Es cosa de todos los días”, reiteró el experto en tránsito. Solo por

E

prevención, debería existir en ese cruce un cartel que indicara a los conductores que viajan por la rambla en dirección a la Ciudad Vieja que en el retorno de Ejido está prohibido por normativa doblar en U, es decir girar a la izquierda, comentó Borges. La construcción de una dársena de giro podría ser una alternativa, aunque, según indicó Borges, debido a que el cantero central en ese tramo es muy angosto, cualquier modificación debería ser muy estudiada. Gonzalo Arbiza, técnico de la Unidad Nacional de Seguridad Vial (Unasev), informó a El Observador que la rambla de Montevideo es una de las vías de circulación en las que se producen menos siniestros. “Es de las vías menos peligrosas”, dijo Arbiza. Un informe que está preparando la Unasev –que se presentará durante la Semana de la Seguridad Vial en octubre– cataloga las distintas sendas montevideanas como más o menos peligrosas. En-

LAS CIFRAS

e

15.000 uruguayos murieron en siniestros viales en los últimos 30 años.

500 MIL personas resultaron lesionadas en accidentes viales en las últimas tres décadas.

535 personas fallecieron en siniestros viales en 2009.

existen en varios tramos de los 20 kilómetros de su extensión. ERRORES HISTÓRICOS. Algunos de los problemas de la rambla se vinculan con su construcción. Según repasó Borges, sobre todo en curvas, hay tramos de la rambla que están contraperaltadas. Esto quiere decir que la inclinación de la rambla es la contraria al ángulo que debería tener en función de la fuerza centrífuga que se ejerce sobre un vehículo al momento de girar. Cuando llueve, el riesgo de los tramos contraperaltados aumenta, agregó. LA VELOCIDAD. En los aspectos rela-

tre las cinco más peligrosas se encuentran la avenida 18 de Julio, bulevar Artigas, bulevar José Batlle y Ordóñez y General Flores. La rambla, indicó Arbiza, no figura entre las 10 primeras. Pese a ello, la rambla de Montevideo tiene problemas que dejan en evidencia la inseguridad que

cionados con la velocidad de la rambla hay otro foco de atención. Tomando en cuenta parámetros universales, el experto comentó que hay tramos de 75 km/h de velocidad máxima permitida en los que no se podría permitir el cruce de un peatón. “Es un riesgo para el peatón.

El responsable y el fiestero ●●●

PINCELADA

POR VALENTÍN TRUJILLO

Hace poco un par de periodistas llegaron a la casa de Diego Forlán a las ocho de la mañana, pero el jugador no estaba. Supusieron que había tenido una larga noche de juerga e incluso hicieron chistes al respecto. Cuando se estaban retirando

apareció Forlán todo transpirado. Se había levantado temprano para salir a correr. Se dio un baño y les concedió la entrevista. Esto pinta de manera exacta el prejuicio que existe entre mucha gente sobre la imagen del jugador de fútbol. Y viene al caso a 48 horas del accidente de tránsito del defensa de Nacional Diego Rodríguez, en la rambla de Montevideo. Enseguida se generaron rumo-

res de que había salido de farra nocturna, de la irresponsabilidad y desprolijidad de la vida de los jugadores, etcétera. Lo cierto es que el accidente ocurrió a las nueve de la mañana y Rodríguez se dirigía a un gimnasio a entrenar. En el mundo del fútbol, como en todo, hay responsables y fiesteros. En este caso, la tragedia le cayó a un deportista responsable.

GONZALO ARBIZA TÉCNICO DE LA UNASEV

«La peligrosidad de una calle se mide por su longitud y tráfico» Más ahora que viene la época estival, es muy difícil cruzar la rambla, si no es donde hay semáforos”. A esta circunstancia se suma además que, generalmente, el conductor no viaja a 75 km/h como lo marca la normativa. “Sobrepasa en 20% –para ser conservador– la velocidad de la rambla”. Borges estimó incluso que actualmente en los tramos de 75 km/h la velocidad promedio de la rambla de Montevideo está por encima de los 90 km/h. En los tramos de máxima velocidad de 75 km/h se puede asegurar que la velocidad que tiene la rambla en la ciudad es incompatible con el cruce peatonal. Otro de los riesgos es el giro a la izquierda. En el caso de la rambla y Ejido, de todos modos, no puede asegurarse que sea un problema solamente de falta de señales de tránsito, sino que influye la actitud del conductor, que en su mayoría carecen de educación vial. “Quizá habría que señalizar (esa zona). Hay que marcar la prohibición de girar a la izquierda en ese tramo. La falta de señales es un problema”, aseguró Borges. ●

OBSERVA.COM.UY Vea las imágenes de esta noticia en www.OBSERVA.com.uy


Peatones en la rambla