Issuu on Google+

EFECTO PIGMALIÓN:

La mitología griega narra que existía un rey el cual se llamaba Pigmalión. Dicho rey el cual era un gran artista, buscaba la mujer perfecta con la que después casarse. Comenzó a esculpir esa mujer soñada a la cual denomino Galatea, y de la cual se enamoró. Deseaba que ésta fuera humana, y gracias a su entusiasmo y a la ayuda de la diosa Afrodita, la estatua la cual él esculpió, cobró vida y se hizo realidad su deseo. El efecto Pigmalión podría decirse que es la extensión de ese deseo en todos los ámbitos de la vida. Cuando alguien cree afanosamente en algo, es casi seguro que se convierta en realidad, dicho efecto puede ser aplicado en lo social. El niño logrará mayor éxito, si creemos en éste, pues de forma inconsciente lo estimularemos para lograr sus metas y propósitos. El alumno más eficiente será aquel en el que depositemos nuestras expectativas, y en el ámbito escolar, tema que nos ocupa, sucede algo muy similar. José Rosenthal y Jacobson estudiaron el efecto Pigmalión desde la perspectiva de la teoría de la profecía autorrealizada o autocumplida, es decir, las expectativas tienden a realizarse. Esta teoría, que se realizó en 1966, consistía en informar a un grupo de profesores que los alumnos colocados en determinado sector del salón del aula estaban más aventajados que el resto (dichos individuos habían sido elegidos al azar). El docente esperaba de ellos un mayor rendimiento, y esto sucedió. El grupo de alumnos que fueron escogidos por azar, recibieron mayor atención y estímulos del docente, con lo que lograron aprender más. La conclusión que se obtuvo de esta experiencia fue que el efecto Pigmalión está vinculado con la motivación, y con etiquetar a los alumnos como buenos o malos. Una vez que los alumnos hayan sido “etiquetados” es complicado invertir la situación. Existen dos negativo.

tipos de efecto Pigmalión, pues puede producir dos efectos, positivo o

Efecto Pigmalión positivo: Se refiere a aquel que produce un efecto positivo en el sujeto, de forma que afianza el aspecto sobre el cual queremos potenciar, con lo que provocamos un aumento de la autoestima del individuo. Efecto Pigmalión negativo: Es aquel que produce que la autoestima del sujeto decrezca y que el aspecto sobre el que se actúa disminuya. Bajo mi punto de vista el efecto Pigmalión es un enfoque que los docentes deberían utilizar con sus alumnos, ya que puede permitir lograr resultados sorprendentes con estos y así motivarles en su vida académica.

UNIVERSIDAD DE CASTILLA LA MANCHA EL PROCESO EDUCACTIVO EN LA ETAPA INFANTIL

YAIZA SOSA IGLESIAS 1º B DE EDUCACIÓN INFANTIL

Página 1


Efecto Pigmalion