Issuu on Google+


"Canciones de Vagabundos y Poetas".


LA MUERTE DEL POETA Una vez más llorará el poeta, tratando de aferrarse a los recuerdos, sentado en un rincón de una vieja taberna, buscando disolver en alcohol el nudo que le oprime la garganta. Se olvidará del tiempo y apurará su vaso, llevando a su conciencia la niebla del olvido. Escribirá en silencio contando su agonía, y esperará la noche en su rincón, con el alma cansada. Se sentará con él la soledad de siempre, que quisiera alejar inútilmente. Quién podría entender porqué vaso tras vaso, se destruye a sí mismo, huyendo del fracaso, tarareando canciones que evocan sufrimiento...

-3-


Soñará con la muerte, dramático remedio, esperanza del hombre, que ha perdido sus sueños.

Cuando muera la noche, cuando amanezca el dia, el cielo tinto de sangre, saludará las aguas.

Se alzará con la Luna, caminando despacio, perdiéndose en las sombras, con el pecho sangrando, llevando en las espaldas el peso de los años, los amores perdidos, las heridas de antaño que, aunque cerró la vida, se abren de vez en cuando...

El cuerpo del poeta, descansará en la playa, una última sonrisa, en sus labios pintada y el sueño de los siglos dando paz a su alma. La aurora ensangrentada, sobre una mar en calma, serán su último verso, que nunca pronunciará.

Al final del camino se encontrará la playa, le besará la arena, le abrazarán las aguas.

Y el susurro del viento cantará a la mañana, la historia de un poeta, que perdió la esperanza.

Caminando sin rumbo, con la Luna a su espalda, dejará que los vientos despidan sus cabellos, besándole en la frente al tiempo que las olas acarician su cuerpo y en los negros abismos acogen su tristeza, envolviendo en susurros la historia del poeta.

PERO OS AME Y fué que, de repente, no pudisteis entender el giro repentino de mis pasos. ¿No me visteis acaso que me estaba muriendo? como pez que boquea sin su agua ¿que golpeaba en vano las puertas de mi jaula? Nunca visteis en mí, una lágrima helada en mi mejilla, no entendisteis jamás que mi destino desgarraba mi alma. Que a veces en la noche, la soledad del mundo me llevó a buscar el amor que restañara la herida del alma, como una noche sin resaca. Si me pedís que os diga adiós, podeis volverme sin temor la espalda, que yo no dejaré jamás de amaros. ¿Como no entenderos si os marchais? ¿Quién podría aceptar o comprender la gran contradicción de mi existencia?

-4-5-


Mientras sigo la senda que me marcan, que me lleva a vencer mi propia esencia con rumbo al sacrificio y a la renuncia, hay algo en mí que exige libertad. Para apurar un poco más la copa del licor de la vida y la experiencia, ese que endulza el paladar del hombre y amarga en lo más hondo de las entrañas. Supongo que es parte del mismo juego, que no puede cruzarse la frontera dejando tras de sí cuentas pendientes, vivencias que debieran ser vividas antes de dar el salto a las estrellas. Pero no dudeis, pese a la distancia, que en medio de mi historia, os quise siempre, que si acaso en el viento de mi marcha, empujé las velas de vuestra barca, siempre supisteis lo que estaba haciendo, y supisteis también lo que buscaba. No creo que debierais lamentaros, si os ayudé a romper las viejas trampas, si quise ser peldaño de escalera, donde apoyar los pies en vuestra ruta.

Os quise, como iguales si es posible, a veces, incluso, llorarnos juntos al lado de una copa, a media tarde. Quise que compartierais mis silencios,

y os llegó incluso a amar, sin esperanza, sabiendo que algún día os perdería, el dia que no me necesitárais, pero no me arrepiento del pasado, que el haberos amado ya me basta. Creeros, si quereis, que os he fallado por portarme, al fin, como un ser humano, pero nunca penseis que ya no os quiero porque eso no podría soportarlo. Debiérais comprender que mi destino me llevó a hacer lo que era necesario, que si no siempre hablé sobre el futuro no fué porque quisiera manejaros sino solo porque, salvo los pasos, ni siquiera me fué a mí revelado. Dejadme si no podeis comprenderme, dejadme si os sentís decepcionados, dejadme, sin tristezas en el alma, si el camino os conduce hacia otro lado, pero no penseis que no os he querido, eso nunca podría soportarlo.

-6-7-


PRINCESA DE LA NOCHE

Princesa de la noche quién pudiera ser Luna posada en tus cabellos y acariciar tu piel como un suspiro apenas percibido en el silencio. Podria el alma del poeta perderse en el misterio de tus ojos, mares oscuros sin retorno, ventanas al espacio ilimitado, destellos de felina complacencia que ocultan la tormenta de tu alma. A veces he pensado ingénuamente, en aportar la paz a tu belleza, pero yo nunca podré crear la calma, porque soy huracán sobre las aguas Yo soy el hijo de la noche misma, engendrado al calor de las estrellas. Princesa de la noche, tu eterna soledad heló una lágrima en tu rostro. Solo el amor puede afectarte. Solo la eternidad te espera.

-8-

GRACIAS

Te doy las gracias por aplicar ungüento a mis heridas, por aceptarme un poco como soy sin entenderme, por dejar que te quiera un poco a mi manera, por compartir un poco la mutua soledad... Pero debo advertirte que tengas ciudado. Tu amable corazón acogió un lobo herido en casa, no permitan los cielos que sin darme ni cuenta por ofrecerte el alma te abra nuevas heridas


SOY LA CONTRADICCIÓN

Soy la contradicción frente a la calma, la fiebre y el adios, Déjalo, soy quien te hace bajar si vuelas alto, no intentes entenderme, y si has caído a tierra Si le sirvo a tu alma quien te empuja hacia el sol, tómame como soy. soy tan solo una sombra que se escapa, un viento que remueve el mar en calma. No busques retenerme en una jaula, no quieras definirme en un papel, que perderás el tiempo inútilmente, quién sabe para qué. Yo soy la luz que brilla y que se apaga, la niebla que se esfuma, se va... soy el amor que llega y que se escapa, soy la luz y la sombra, el bién y el mal. Soy el dulce licor de la esperanza cuando piensas que todo va a acabar, el sol de atardecer, la noche inesperada, un niño que sonríe con maldad, un anciano que sabe de la vida, un hombre si precisas una espada para herir allí donde duela más... Un poeta, sin más. Un infante que llora entre las sombras, herido por la infame soledad, soy la aventura a horas convenidas, salvaje libertad de siete a diez.

- 10 -

LADRON DE CORAZONES ¿Qué derecho tienes, ladrón de corazones, a convertir tu amor en esperanzas? Nadie puede entender que nunca hubo mentiras, que eres capaza de amar cuando te aman, que el corazón te estalla, por no poder dar más de lo que tienes. Cuanto más amor das más de tí se desgarra, cuanto mas llama el amor a tu puerta, más entregas el alma. ¿Quién podría entender que retener tu amor lentamente te mata? ¿Quién podría entender que creces en amor tanto más cuanto más amas? Que quisieras romperte de pronto en mil pedazos, poniendo en cada uno un trozo de tu alma, para darte del todo sobre cada esperanza, y quedarte sin tí y entregarte a tu amada. _11 -


"Canciones de Misticismo hacia la Luz"


TU MAESTRO ESTÁ EN TI

No te ofendas conmigo, si te llamo "pequeño" de pronto, con un velo de ternura. Hay tanto de qué hablar y el tiempo corre tan aprisa... Tenemos tanto en común, salvo en algún detalle, aunque tal vez luchamos, con distintas banderas Más yo tejí la mía, nadie decidirá por mí el camino. No sé si es lo correcto, si acaso las estrellas me sonríen, o lamentan mi triste desatino, pero sigo luchando. Y he sentido la paz conmigo mismo, esa paz que algunos andan buscando. Y creo en el amor, creo en la libertad, en esa libertad que no esclaviza, porque sinó ya no sería libertad... Quiero sentirme vivo, respirar en la piel la lluvia y el rocio, el canto de la aves, el arrullo del viento sobre el rio. - 15 -


Quiero amar sin pedir, porque sé que algún dia, todo lo que viene se va, sin rumbo fijo, que intentar retenerlo es desatino..,

Ninguna es el "Maestro", ese solo se encuentra muy dentro de tí mismo. El dia que comprendas conocerás la paz, será tuyo el destino.

¿Puedes acaso tú cambiar el curso del río? Es la vida y no el hombre quién decidirá al fin el curso del camino

EL DIOS PAN

Despierta, que ya es el tiempo, ¿no oyes la voz del viento rugiendo entre las ramas? El Bosque se estremece sintiendo sus pisadas, acogiendo a su rey que vuelve de la muerte.

No te preguntarán cuanto tiempo has andado, sino qué has aprendido.

Hay una algarabía de Sátiros y Ninfas, danzando entre las flores, bañándose en rocío,

Tal vez no está tan lejos aquello que buscabas, si supieras mirar al borde del camino.

paladeando entre risas los toneles de vino, que Baco va trayendo, preparándo el camino.

No pude contestarte cuando hablaste conmigo, sé que si hubiera hablado no habrías entendido.

Se escuchan los suspiros, de sus cuerpos desnudos, abrazados sobre la hierba, entre verdes guirnaldas salpicadas de flores escarlata, coronados de pámpanos dorados, con las pieles plateadas por la luz de la Luna...

Pero piensa, en silencio, tal vez tenga sentido, que las voces de fuera ;on luces del camino.

Una flauta se escucha mezclada con el viento, con un son que estremece, hiela y calienta el alma, saluda a los durmientes, asusta a los cobardes y ensalza a los valientes. El propio Dios astado confecciona las notas, en una melodia que se perdió en el tiempo. Y en un claro del Bosque, convoca la asamblea, liberando las almas al tiempo que los cuerpos, fundiendo con Natura una vez más su aliento. Que sepan los de siempre, los que visten de negro, que veneran el llanto y canatan a la muerte, que sepan temerosos, que el gran Dios Pan a vuelto.

- 16 -17-


DIOS, QUIERO SABER

¿Qué quieres más que diga mi garganta? ¿Qué puedo hacer para entender tu voz?

Dios, heme aquí, plantado en el silencio.

Eres tu acaso el que allana el camino. Tal vez eso probara que cumplo mi destino.

No puedo oír, el eco de tu voz. Quiero seguir la ruta que me marcas, y acaso tu silencio haga que pierda el alma.

Dormidas en mi pecho guardo las esperanzas, mezcladas con las dudas que me queman el alma

Ardiendo entre mis noches, las lágrimas amargas, espero con angustia la llegada del alba.

Y aguardo tu mensaje, quizás inútilmente. Sostengo las verdades que me parecen justas, desgarro mis heridas y entrego el corazón...

Y espero, por mi vida, amanecer en calma...

Si acaso te he fallado y condenas mi historia, condena mi ignorancia, más no mi voluntad.

Defiendo lo que creo, mejor para mi gente, combato la ignorancia, que les hace temerte.

PADRE ETERNO

Padre, nunca como este instante, hesentido tu empuje.

Quisiera alzarme altivo, ergido en tu presencia y solo tengo llanto y un miedo que desgarra, helándome el alma.

Quisiera volver atrás, dormir de nuevo entre los muertos, beber hasta olvidarte, hasta morir de nuevo en brazos de la Luna, la eterna Diosa Madre. Pero tan solo es miedo, lo que dá tu presencia, aunque entiendo en el fondo que haces esto por mí.

Comprendo que es tu mano, Pero me duele tanto cada prueba vivida, la que puso las piedras, que me llena de angustia que han herido mis pies el camino ante mí... al andar el sendero. Busco, hacia atrás, la madre, asustado y confuso. Deseo volver a su caricias, regresar a su seno de piedra, pero no hay sino sombras y el frio de la muerte, persiguiendo mis pasos.

Sabes que, con orgullo, he seguido el camino, que he cumplido las pruebas, una a una hasta el fin. Sabes que solamente una cosa me aterra, no me pidas que olvide todo el amor que dí.

No me siento un guerrero, sino más bien un niño

He roto con la imagen que de tí habían forjado, y queda solamente lo nunca planteado.

herido por el viento, que es tu voz y tu espada.

-

18

-

No me pidas que rompa con todo mi pasado, sin darme una razón para portarme así.

- 19 -


No me pidas que olvide a las gentes que amo, no me pidas que marche que ya me iré al morir. ¿Es ese realmente tu deseo? ¿Esa es la linea que debo seguir? ¿Ya no es la del amor y la alegría, la balanza entre el juego y el poder? Si acaso no me hubiera confundido, si es este el camino a emprender. ¡Que bien comprendo ahora las palabras dejadas por el viejo maestro de Belén! Si puedo aún pedri en mi ignorancia, quisiera hacerte un ruego esta ocasión, que apartes de mis labios esa copa que no desearía aún tomar... Más sea lo que deba sucederme, que eres tú quién conoce la verdad, no sea mi voluntad sino la tuya Ja que haga oir su voz al corazón.

CUANDO ME HAYA IDO Hay palabras de siempre que vuelven a mis labios, heridas y tristezas de mis versos soledades y noches que no acaban. Escribo para tí, que apenas me conoces, para que un dia leas esta carta cuando me haya ido. Cuando haya vuelto al barro, cuando me encuentre muerto y enterrado, para contarte un poco, que te quiero a mi modo. Que el amor me dió vida y que el amor me ha matado, que solo el amor ha abierto mis heridas y que solo el amor las ha cerrado. Que aunque muera mi cuerpo, el alma del eterno enamorado, vivirá para siempre en todos los rincones del pasado.

- 20 - 21 -


Hoy no estoy para historias, para juegos de azares, hoy siento que la muerte, galopando imparable, se ha llevado otras vidas, sin que le importe a nadie.

A QUIEN LE IMPORTA Déjame, no me llames hoy que me hallarás helado

La mañana amaneció sombría. 1,No oyes acaso que, con la Primavera, el viento de la tarde agita las campanas? ¿No oyes acaso que están doblando a muerto?

EL PELICANO Si tuviera la llave del secreto, tal vez pudiera comprender del pelícano el misterio. Dicen en la leyenda, que cuida sus polluelos dándoles de la sangre de su pecho, como máxima entrega. ¡ Quién consiguiera abrirse el corazón en una herida y regalar su esencia a los que ama!

No me llames hoy que lloro por mi gente, por los que se han marchado sin casi haber vivido, por los que se han quedado tan lejos y tan solos. Tan lejos de lo amado y acaso tan pequeños... Ni el amor de mis manos resulta suficiente, para borrar su llanto, y me siento tan pobre... ¡ Que diablos me cuentas de fiestas y de bailes, de amores de opereta de princesas y pajes! - 22 -

-

23

-


MADRE LUNA I Madre Luna, tú que me viste llorar, cuentame de mi pasado.

¿Como esperas que yo, apenas una sombra, pueda romper las fauces del silencio y enseñar a latir los corazones para que al fin resurjan de su sueño'?

Madre Luna, tú que me hiciste soñar, háblame. Dime porqué he nacido, quién soy y porqué vivo. ¿Qué preparaste para mi destino? ¿Qué error imperdonable me ha hecho venir a un mundo que no es mío? Hace frío en mi noche, y el mundo gira indeferente entorno. Mis manos son pequeñas para cambiar la historia. Mi voz apenas puede hacerse oir y cada amanacer abre una nueva herida.

- 24 -


DIANA Nacida de un layo de Luna cabalga sobre el viento en un caballo blanco. Es Diana, la eterna cazadora, seguida por los perros del infierno que acosan y persiguen a sus piezas aullando con la fiebre de la caza fieros e infatigables, como bestias sin alma fieles tan solo a la voz de la Diosa, horadando la noche con sus patas.

- 25 -


MADRE LUNA II

Madre Luna, ¿dónde te encuentras hoy? tu viejo rostro no ilumina la noche. La oscuridad se acerca y siento el frío que anuncia los pesares que vienen en camino. Tu pálida mirada ya no caliente hoy, en el fondo de mi alma tal vez me dejas solo a merced de los vientos para enfrentar la noche que engulle la esperanza. Secretos que tu voz, no se atrevió a contarme , me acechan en las sombras, y he de seguir andando, enfrentando al misterio. No hay opción al terror, ni tiempo para el llanto. Quién se pare por miedo, no es un cobarde vivo, es un buscador muerto.

FÉNIX

Se alzará un nuevo Fénix, Cuando busco la luz bajo el Alba Dorada, yo soy el Fenix regresando del mundo de la muerte, que con las siete llaves para empezar de nuevo la escalada. abre el cielo, Que cada anochecer deteniendo su paso, con el saber alcanzado. Teme la soledad de la montaña, pensando que quizás no es suficiente, por mucho que pudiera haber amadado. Toma el Arbol sagrado, lo convierte en astillas y se baña en su sávia perfumada y fabrica una pira. al pie de la montaña, donde halla la serpiente su morada, y prendiéndole fuego, se arroja entre sus llamas, consumiendo su esencia lentamente. Cuando todo termina, rozadas por el viento, quedarán las cenizas como último recuerdo para que pueda resurgir del polvo, de las cenizas creadas por el fuego, nacido en el cubil de la serpiente, en el que ardieron el tronco del Arbol, la esencia de su vida perfumada que contiene el secreto de la rosa, y el propio pájaro llegado hasta la cumbre

- 26 -

- 27 -


NO PARA CUALQUIERA

A veces pienso que hay secretos que solo un poeta puede comprender. Abrazado al amor para aguantarse cuerdo, oteando universos de locura, paseandose al borde del abismo, abriendo la ventana al espacio infinito, donde le acechan sombras que carecen de nombre, Con su dĂŠbil luz baĂąandose en la noche, enfrentando silencios en el alma. Sabes que es una entrada no apta para cualquiera, la mente de un "normal" se quebrarĂ­a, como el cristal se quiebra y estalla contra el suelo Torbellinos sin forma, caos sin alma, nadie podria entrar salvo un poeta.

"Canciones de Esperanza"


UN SUEÑO ESPERA ¿Quién pulsará por ti una cuerda en su guitarra? ¿Quién trenzará, en sus notas, por tu historia una cancion? Quizá en algún rincón, esperando su tiempo para encenderte el alma, te esté esperando un sueño. Quizá en algún lugar existirá tu estrella, tu canto a la esperanza, esperando por ti. Temeroso y callado ignorante quizá de su propio papel, especialmente dulce, especialmente tierno. Para curar heridas, para borrar el llanto, para aliviar un poco la amarga soledad... Quizá en algún rincon te está esperando un sueño.

- 31 -


UNA MANO AMIGA EXISTE

LA ODA

Te imagino cogida en una jaula de silencios, amordazada por el temor a ser de nuevo herida.

La vida se abre como una herida, nace brotándo de un alba ansangrentada, clamándo al cielo con llantos de agonía, con voz desesperada...

Y pienso que tal vez,

La vida enseña en cada lágrima vertida, a caminar aun con un nudo en la garganta, doblando el alma bajo el peso del camino, doblando el alma...

en el silencio maldices tu papel en esta historia, y te recreas en el dolor que brota de tu herida. Te sientes sola,

Aprenderás a convivir con la tristeza, a soportar la soledad dentro del alma, a disfrazarla con amor o con olvido, a disfrazarla...

mas no dudes, que a veces el silencio es amargura y que una mano amiga puede estar esperándote para calmar un poco tus heridas.

Aprenderás que aunque la pena te desgarre, la lluvia va a seguir cayendo indiferente, que el mundo girará sin detenerse, indi lb ente

no estés tan sola

Aprenderás a levantarte por tí mismo, aprenderás a soportar tus soledades, a no apoyarte en el escape y la flaqueza, ni ser cobarde...

si hay voces que han gritado por tu angustia, si hay ojos que han llorado por tu pena, si hay una herida abierta por tu herida.

Y aprenderás que aunque el silencio sea tu yugo, tras cada noche oscura nace una esperanza, que del silencio nace el alma enamorada, enamorada...

Tal vez

-32 -

- 33 -


Aprenderás a conversar con las estrellas, a que el amor brote de entre las soledades, a ser poeta que se eleve sobre el viento, a ser poeta... Y aprenderás que más allá de la tristeza, hay un amor como jamás imaginaras, que al romper las cadenas te eleva sobre el mundo, sin mas cadenas... Aprenderás mientras veneras a la vida, que es algo más que lo que aquí empieza y acaba, que el Universo y tú podeís ser uno solo, el Universo.. .

Mientras, la vida se debate entre sus noches, y alza su voz para abrir brecha en el silencio, saliendo al paso de sus propias necedades, de su ignorancia... La vida gime, como un suelo de madera, que ante los arios gime con muestras pisadas, la vida se alza como un velo de tinieblas, que oculta el Cielo... Mas por encima del silencio y de los llantos, aprenderás que vive un alma en tus entrañas, estudiando el amor con sus mil caras, para volver a la estrella del Alba.

- 34 -


LIBRE Libre, de nuevo siento libre el corazón, libre para sentir sin ataduras. Ha roto ya mi mente las cadenas. Los nombres de mi agenda se han borrado. Soy libre para amar mejor y más que como había amado. Un irónico giro del destino, me ha devuelto de nuevo a mi camino. ¡Libre! Como un grito que estalla, corno el viento que azota las montañas, como el fuego que asciende trepando por mi cuerpo hasta mis sienes... ¡Cuantas veces me he alzado y he caido! ¡Cuantas veces herido y asustado! Pero hoy me siento libre, quién sabría hasta cuando... El amor que atormenta se ha dormido dejándome un gusto amargo en los labios. h oy puedo pensar libre, puedo volar más alto, el precio es el de siempre, he aprendido a pagarlo. - 35 -


"Canciones a la Muerte"


NUNCA MAS

Parecia dormida, envuelta en el silencio, mientras,entre sollozos, asu lado, quién sabe qué esperaba. Tal vez el que un prodigio repentino devolviera la voz a su garganta. Pensé "ya nunca más beberé de sus labios la esperanza". "Nunca más sus manitas, para siempre cerradas, recogerán las rosas que yo le regalara, nunca más... ¡Nunca más! Y un nudo en la garganta me anunció que erta tiempo de volverle la espalda, y me fui hecho pedazos hundiéndome en la noche con lágrimas amargas, brotándome del alma. Y el eco de la noche repitió, ¡nunca más...!

- 39 -


BUSCAD" EN MI MUNDO Tal vez sea mejor que me olvideis ahora cuando el amor que siento derrama de mis manos. No pregunteis por mi cuando me haya marchado. Buscadme en el silencio, o en el cielo estrellado, en la rosa arrancada o en el viejo cansado. En la sombra del trĂŠbol marchito y deshojado, en el llanto de un niĂąo, en el trigo dorado. En la pena infinita, que nunca me ha dejado, en la noche sin Luna, en el ĂĄrbol cortado...

- 40 -


VIEJA AMIGA MUERTE

Nadie puede entenderme, vieja amiga, amada muerte, si yo no tiemblo al pronunciar tu nombre Muchos hablan de vida, y hace tiempo que son arroyos secos. En cambio yo, yo ni te deseo ni te temo, yo que te canto al filo de mis versos, estoy mucho más vivo aún que ellos Porque, desde que entiendo tu secreto, desde que sé que acechas escondida, vivo cada instante,cada minuto, como el más importante de mi vida. Bebo cada sonrisa y cada llanto, paladeo cada flor y cada espina, amo tanto como puede mi alma, me extasio en cada piedra del camino, pués sé que todo ello es pasajero y he aprendido a vivirlo intensamente, y a abandonarlo luego sin tristeza. El dia en que decidas que ya es tiempo, me hallarás sonriendo ante tu puerta. Sea cual sea el tiempo habré vivido, intensa, apasionadamente, hasta el postrer "tic-tac" del segundero. - 41 -


CANSADO

Estoy cansado. Hay tantas emociones a la vez que nacen en mi alma, que no puedo abarcarlas. Acaso tengo miedo cuando pienso que estoy palntado, solo, frente al viento, y oigo como un susurro el transcurrir del tiempo. Acaso nadie entiende, ni yo puedo explicarles, que hay una soledad brotando de mi pecho y añoro, algunas veces, a un ser imaginario. Solo la muerte será mi compañera, con el punto final

- 42 -

¿QUE SABEIS DE LA NOCHE? ¿Quién podria hablarme de la noche eterna, de su silencio temido y venerado, de la Diosa, cuyo velo levantado, va a retenerme en el reino que gobierna? Cuando al fin cruce mi barca al otro lado, no hallaré a nadie que guie mi camino, abrumado bajo el peso de mi sino, volveré a ver cada instante del pasado. No habrá voz que acuse mi mano tierna, deberé aprender cuanto se me ha enseñado, hasta poder salir de mi caverna. Responderé de lo que pude haber dado cuando se cumpla, inexorable el destino y reclame la muerte de mi ser cansado.


SALTO FINAL MI CUNA SERA MI TUMBA

Mi cuna será mi tumba, cuando el silencio firme las páginas de mi epitafio... Casi como dormido, descansaré tendido entre sollozos, cuando acabe mi historia, cuando me haya rendido... Fallecerá en el eco un último latido, se abrirán mis ventanas para que entre la Luna lamiendo con sus rayos los bordes de mi cuna, y una lágrima eterna, hija de mi amargura, será con mi quimera mi última compañera.

Que de sangre se forjaron tus verdades, de silencios entretejidos tu cota de malla, de misterios sin solución tu espada... Me aterra ver tu rostro cruel en el espejo, tu mirada de fuego me congela el alma, hay abismos sin fondo más allá de tus ojos que hacen estremecer mi corazón. matando la inocencia, la paz y la eperanza. ¿Que soledades me aguardan en tu rostro? ¿Que haré cuando tu negro corcel alado me arrastre hacia el infierno de tu noche? ¡Hay tanto de hermoso que conservo en este lado del espejo oscuro! ¿Cómo pudiera llevarme conmigo todo cuanto alguna vez he querido? No hay respuesta de la sombra en que habitas, tan solo la agonia del silencio eterno ¿Sabré yo renunciar cuando llege el momento? Sé que nunca dejaré de amar a lo que amo, pero le tengo tanto miedo a mi destino.

- 45 - 44 -


Mi enemigo el silencio ha vuelto sobre mi alma y armado con su daga me hirió de soledad. Quién podria entenderlo hoy, que me siento amado. que hay más gente a mi lado de la que hubo jamás. ¿Quién podria explicarme porqué llora mi alma? ¿Porqué esta decepción, porqué de esta tristeza'?

¿

PURPURA Y ORO

Quizá nunca amanezca.

MI FINAL

Porqué la soledad

crece sobre mi espalda, como una oscura capa que me engulle en su noche matando la esperanza? Todo está ya tan lejos, tan lejano el mañana.. la sombras que he querido las manos estrechadas...

¡ Qué importará ya nada cuando el dedo del tiempo señale mi garganta! Humillaré la frente, dejaré caer la espada y anadaré, silencioso, fundiéndome en la nada. Pudiera ser mi nombre leyenda recordada, pero será mi olvido. Mi quimera soñada morirá al fin conmigo, y una Luna plateada, cuando yo me haya ido, bañará enamorada todo cuanto he querido.

Me vestiré de púrpura y de oro, dejándo atrás el mundo, caminando hacia el alba, sembrando despedidas con el alma sangrando, sintiendo que el amor entregado, son anzuelos de plata al corazón clavados. Cada paso en la senda será un nuevo desgarro... Triste, caminaré despacio, con el viejo del tiempo sentado a mis espaldas, como el sol de la tarde que se despide, al cabo, marchándose a las sombras vestido en rojo y oro.

.

Sólo me queda el frio de una noche cerrada, y una vieja canción...

caminando hacia el alba. - 47 -


DEJAME UN POCO MÁS

Déjame echar una última mirada sobre la hierba que rozan mis dedos, acariciar el sol de mediatarde y enredarme la Luna en el cabello... Déjame amar un poco todavia, antes de que se cumpla mi destino, beber cada segundo de la noche antes de continuar con el camino. Permiteme que escriba otro poema, que entone otra canción en mi garganta, que vuelva a perseguir una quimera, que aprenda otra lección de mis heridas. Déjame disfrutar un poco más del sueñoembriagador de mi existencia, del incesante rio de la vida, de la dorada farsa que me hospeda... Aunque me reclamaran en los cielos, déjame en esta cáscara de barro sólo un instante más, hasta que aprenda cuanto amor puede dar un ser humano.

" Canciones de Amores Lejanos"


PONER EN CAMINO

Tal vez me equivoqué, tambien contigo, si te enseñé a cazar, sin ser halcón, si te enseñé a volar, sin tener alas, si te hice salir, desde la Luna al Sol... No obstante pienso, que te ayudé a salir del agujero, que te quise a mi modo, que me he jugado el alma en la victoria, que no lamento nada de esta historia. Un dia nos separará el destino, solo quiero pedir, que sepas escoger bien el camino. Cuando ya no precises mis quimeras, recogeré de nuevo mi equipaje y seguiré viaje me marcharé sin ti, aunque no será fácil que te olvide, porque nunca se olvida lo querido. Te hablé de un mundo mágico y dorado, solo quiero soñar que cuando marches puedas decirme que lo has encontrado.

- 51 -


JUNTO AL FUEGO DEL HOGAR NO SÉ SI SUPE AMAR

Yo no sé si te amé como se debe amar, no sé si supe amar, solo sé que te amé... dia a dia, probando cada puerta del camino, apagando en el fuego de otros labio el infierno que abrasaba en los mios dejándo el corazón en cada beso, cediendo con cada caricia el alma.

Sentado el en silencio junto al fuego del hogar vuelvo a pensar en ti.. ¡Cómo te echo de menos! mientras la soledad se hace cadena que me atenaza el alma La noche va cayendo lentamente, su manto evoca los recuerdos haciéndome añorar otros instantes, minutos totalmente inolvidables llenados con el eco de tu voz... Palabras que son sueños compartidos, charlas en un bar, junto a una copa, que confieren a las horas su sentido, que siempre acabarán demasiado pronto porque nunca quisiera terminarlas, tu presencia alejando los silencios, apartándo de mi las soledades... Es el recuerdo que llena ahora mi mente haciéndome sentir menos aislado, como si te tuviera junto a mi, sentada junto al fuego, ante una copa,

compartiéndo el ensueño de la noche.

- 52 -

- 53 -


ANHELANDOTE

Anoche, paseando por las calles, bajo el manto de la noche tu recuerdo se hizo vivo en mi interior. Y te senti a mi lado creciendo a flor de piel, y me senti tan solo anhelando oir tu voz... Anhelándote, anhelando tus manos en mis manos, anhelando tu piel junto a mi piel, anhelando tu aliento y tu sonrisa, anhelando tu pelo enredado en mis dedos, tu cabeza en mi hiombro, tus besos y silencios... La noche se hizo tú, respondiendo a mis sueños, y andamos de la mano bajo la voz del viento.

TEN CIUDAD() AMOR

Ten cuidado, amor, hoy temo por ti. Negras tormentas se han formado alrededor. Cuidate de los lobos que, ocultos en la noche, elaboran sus planes de venganza. Inocente paloma, solo puedes confiar, en la fuerza que el cielo pueda dar a tu alas. Vuélvete, si es presiso, más astuta y audaz, aún, que los propios lobos, o puedes acabar entre sus garras. Debes alzarte, amor, y aprender a luchar contra las sombras, que los lobos acechan y esperan que la noche nos separe. Cuando vengan será cuando el silencio me separe de ti por un instante, cuando sepan que yo no estoy contigo, para blandir mi espada contra ellos. Es por eso que quiero enseñarte a tomar tu propia espada, a hacer surgir de tu interior la fuerza luchando por tu vida y por tu alma. - 55 -

- 54 -


Escucha bién, que hablo por experiencia, que yo soy otro lobo, al fin y al cabo, de una raza distinta pero fiera, que cree en el amor y en la nobleza, que los mismos lobos vez con sospecha, una distinta y muy escasa raza. Yo aprendi de los lobos de sus juegos, de su astucia y sus gritos de batalla, y sé que si sin armas los enfrenta poco podria una paloma blanca.

AMOR MENUDO

Adios amor menudo. Que fué de tus quimeras?

¿

Castillos en la arena, palomas en el viento, recuerdos de otro mundo que ahogaste en oro y seda. Fuiste sueño dorado, con alma de muñeca, hasta que conociste otras fronteras te espera Hoy la noche, tu alma se ha encadenado, ya no hay más Primaveras

- 56 -

-57-


I

ESA MUJER EL VENT ET PARLARÁ DE MI

Quasevol dia el vent et parlará de mi, mes enllá de l'adeu, i una llágrima al pit et fará recordar, esclatant com un crit, l'amor que s'en va anar... escoltant dins del vent, sabrás que a algú lloc hi ha algú que pensa en tú conservant-te al cor, que la distancia prova i fá mes pur l'amor, no importa mes enllá... Amagat dins del niu gemegará l'ocell, que pensant ser-ne llop caigué com un cadell. I demanará al temps que se l'emporti amb ell, per tant de no pensar amb l'amor que un bon dia amb vent s'en va anar.

Esa mujer, os juro que no miento, ha llenado de luces mi silencio. Perdonadme si, a veces, se me escapa un "te quiero" mientras cabalgo el viento ingobernable de la noche. Ella jamás ato mis manos, sino que dio fuerza a mis alas, lleno de amor mi copa, para poder brindar por mis estrellas. Si el amor es la Ley del Universo, aún le dá más fuerza mi garganta, y la voz de la vida se abre paso en mi canto. Siento el canto del cielo hablándo por mis labios, cumpliendo mi destino paso a paso... Y es por ella que siento menos amargo el llanto, menos sola mi alma.

- 59 - 58 -


NO IMPORTA MUCHO YA

Reclamo mi derecho, a sentir desde dentro la esperanza, a que ella sea luz, corcél y espada, bandera con que salgo a la batalla, lanza con que saludo a la mañana, mi derecho a querer, mientras las parcas me permitan vivir junto a su calma. Y si un dia se aleja sabré aceptar sereno, sabiendo que he vivido,

con ella lo más bello. No lamenteis que, acaso, me pueda distraer de mi sendero, porque ella es una parte del camino

A veces, lloro por dentro. Entonces sé que te quiero. ¡ Qué más dá! No importa mucho ya. Es un poco mi sino, recorrer a solas el camino. Habrá un bello recuerdo, guardado en mi equipaje, que hará un poco más dulce mi viaje... Y aunque la soledad me hiera y me desgarre en un alto en el camino, cuando caiga la tarde me hará abrir mi maleta y otra vez recordarte. No dudes que te quiero, que pase lo que pase, más allá del silencio, no dejaré de amarte y aunque a veces me hiriera, ¡qué más dá! no importa mucho ya.

-

60

- 61 -


PROMETO

Prometo no ignorar a los que sufren, continuar caminando hacia mi estrella, amar en libertad y dar el alma cuantas veces precise y pueda darla. No obedecer las ordenes a ciegas, vengan de donde vengan, hasta que mente y corazon consientan, prometo equivocarme por mi mismo. Prometo amar y ser, vivir intensamente, hasta que sea tiempo de marcharme, hasta el dia en que Caronte me conduzca en su barca a las oscuras bocas del averno, y me cubran las alas del olvido, dejandoos en vuestros corazones algunas chispas de mi amor eterno.



Canciones de Vagabundos y Poetas