Page 1

Tradiciones

Pune帽as

Primera Edici贸n Julio 2013


Miembros DIRECTORA: Cecilia

Alva

EDITORA: Ivanna

Alcocer

DIAGRAMADORA: Jimena

Tagle

COLUMNISTA: Alessandra

Guzmรกn

COLUMNISTA: Sebastiรกn

Berrios

COLUMNISTA: Romina

Lucho


Columna del Director La capital folklórica del Perú

A

l hablar de Puno, lo primero que se nos viene a la mente además de los hermosos paisajes, el clima frío y el impactante cielo azul, son las tradiciones que este departamento posee. El Atún Aymoray Quilla, la esta de las Cruces y La esta de la Virgen de la Candelaria son las festividades más conocidas, realizadas con gran fervor y devoción por parte de los habitantes del lugar sin contar a los visitantes extranjeros que vienen especialmente para estas fechas. A lo largo de estas páginas nos sumergiremos en este pedazo de tierra cargado de tradiciones donde la religión católica implantada por los conquistadores es la que manda. Eternas peleas entre ángeles y demonios sin llegar nunca a obtener un vencedor son las que alegran cada una de las festividades. No podemos negar que Puno tiene bien merecido el título de “Capital folklórica del Perú” ya que es un departamento que mezcla lo antiguo con lo actual, que nos transporta a un mundo de colores, música y creencias. No obstante a esta belleza multicolor, mantener estas tradiciones también es un papel importante por parte de las autoridades. Velar por la seguridad de los visitantes para que ellos puedan disfrutar con las garantías que corresponde todas las celebraciones y vivir paso a paso las vivencias del pueblo altiplano.

DIRECTORA: Cecilia

Alva


INDICE: Fiesta de la Candelaria............................................................................................................7 La Diablada.............................................................................................................................11 Fiesta de Alasitas en el corazón del Altiplano Puneño...........................................................13 La última: Pago a la “Pachamama”........................................................................................14 Atún Aymoray Killa..................................................................................................................15 Fiestas de las Cruces.............................................................................................................16 Mayo, Fiestas de las Cruces, en los cerros más elevados....................................................17


Las Tradiciones

L

as tradiciones son ese conjunto de bienes culturales, que dentro de una comunidad se transmiten de generación en generación. Dicho conjunto se encuentra conformado por los valores, costumbres y manifestaciones que la sociedad conserva, puesto que son considerados valiosos y pretenden ser inculcados en nuevas generaciones. Por lo tanto podemos decir que la tradición es algo hereditario y forma parte de nuestra identidad. Es ese “algo” que caracteriza a un grupo social, es un arte formado por sus danzas, su música, sus cuentos y otras cuestiones. Muchas veces, nosotros, asociamos la tradición con algo conservador que implica mantener en el tiempo ciertos valores. Si lo vemos así, algo no tradicional sería visto como algo extraño. Pero esto no debe ser así, la tradición debe ser capaz de renovarse y actualizarse para mantener su valor y utilidad. Vale decir que esta debe adquirir nuevas expresiones sin perder su esencia. Un claro ejemplo ello es Puno, ya que este departamento aún mantiene sus tradiciones porque no solo se cierra en pensamientos y valores antiguos, sino que hace una mezcla del pasado y el presente. A pesar de realizar esta combinación, entre lo actual y lo antiguo, las tradiciones puneñas no pierden su esencia. Dichas tradiciones las podemos apreciar en sus festividades religiosas, las cuales se caracterizan por estar mezcladas con la religión católica de los conquistadores. Finalmente podemos decir que el secreto de Puno fue revelado, su folklore ha perdurado a lo largo de los años, debido a su constante renovación. Sin embargo en esencia sigue siendo lo mismo. Sus festividades forman parte de un pasado maravilloso, pasado que no debe ser olvidado por las nuevas generaciones. Nunca debemos olvidar nuestras raíces, y tampoco podemos perder nuestra identidad. Es por ello que no debemos dejar en el olvido a nuestras tradiciones, sino que debemos transmitírselas a nuestros hijos y a futuras generaciones. Para que así estas logren perdurar con el paso de los años.

Escrito por Ivanna Alcocer


9

L

a virgen de la candelaria es una tradición celebrativa, que a lo largo del tiempo ha perdurado hasta la actualidad. Nosotros los jóvenes que hemos tenido la oportunidad de informarnos más acerca de esta celebración, hemos podido comprender por que esta perdura hasta el día de hoy. La verdad es que nos hemos quedado impactados por la gran variedad de bailes que se presentan en ella. Todo es asombroso, empezando por los bailarines caracterizados por su colorida vestimenta, la alegre música y sobre todo la energía que le ponen los danzantes al bailar. Es por todas estas razones que esta gran celebración se mantiene hasta hoy en día. A esta celebración, no solo se acude para ver los diversos bailes, sino que esta también posee un aspecto y n religioso. A ella acuden la mayoría de devotos de la Virgen de la Candelaria; en ese día pueden dar gracias por los favores recibidos y pagan sus promesas, unos por medio del baile y otros por solo asistir y prender sus velas. La celebración, tiene muchos grados de interés para todos los que la han visto, porque se crea una conexión entre todos, que hace que todos seamos los danzantes aunque sea por un momento. La alegría se contagia entre todos los que asisten, esa energía que sientes al ver bailar a todos es indescriptible. Además el amor que profesan hacia la Virgen se siente en cada baile que realizan y eso contribuye a que todavía sea unas de las celebraciones más queridas por la comunidad. También es importante destacar que esta celebración contiene muchos elementos de origen español y africano, que se puede visualizar en los distintos bailes que se realizan en la esta, esto habla de un sincretismo que a través de los tiempos todavía se han mantenido y hace de la esta más amena para todo aquel que la conoce y forma parte de ella.


7

La

Fiesta de la

Candelaria C

ada año se celebra la más grande esta patronal de todo el Perú, en homenaje a la Virgen de la Candelaria, Patrona de Puno. Se trata de una manifestación de sincretismo religioso que vincula la fe católica y la religiosidad andina. El festejo a la virgen se asocia al festejo a la pachamama o "madre tierra” La esta se desarrolla día tras día durante las dos primeras semanas del mes de febrero. En esa esta más de 40.000 danzarines y 9.000 músicos de todo el departamento, alegran y adornan las calles de Puno. Este espectáculo sin par se podría considerar como una singular muestra de la riqueza cultural de los Andes sudamericanos.

L a m a g n i t u d y trascendencia de la esta, ha contribuido para que el Instituto Nacional de Cultura por R.D. N° 655/03 del 02 de setiembre del 2003, declare a la Festividad de la Virgen de la Candelaria de Puno, como Patrimonio Cultural de la Nación, por ser una expresión de las manifestaciones tradicionales de la cultura viva que caracteriza a las comunidades asentadas en la sierra sur del Perú, y que contribuye a la identidad regional y nacional. Son muchas las danzas que toman lugar en esta esta. Algunas son: Sicuris, Morenada, Diablada, Ayarachi, Waca waca, Tinkus, Tobas, Caporales, Kullahuada, Rey moreno, Rey caporal, Kallahuaya, Llamerada, Siku moreno, Zampoñada, Carnavales, Kajelo , Chacareros, Chacalladas y Wifala.

Esta festividad se presenta los s i g u i e n t e s momentos: los ensayos, las novenas, albas de esta, entrada de cirios, entrada de k'apos, vísperas, 2 de febrero, o c t a v a , veneración, cacharpari.


8

Desde mi tierra para el mundo, Puno hay que conocerlo con calma, a paso lento, pues en el transcurso de los pasos gozarás con la belleza de esta, mi gran ciudad ubicada a 3,860 m.s.n.m. pero eso sí, nunca se arrepentirán se los aseguro. Esta ciudad se encuentra a orillas del lago navegable más alto del mundo, que parece rozar el cielo, sus restos arqueológicos, que evidencian la grandeza de la cultura preincaica de Tiahuanaco, sus originales construcciones, coloniales, son lugares de los que difícilmente podrá olvidar.


10

La

DIABLADA


Dice él

11

a la puneñísima esta de la Candelaria, de 1918, trajo por primera vez una comparsa de diablos, don Lorenzo Rojas, quien era uno de los más importantes y connotados miembros de la sociedad mestiza y del comercio popular de la localidad. Fue todo un acontecimiento extraordinario, porque el mencionado conjunto constituía además de grupo de danzarines con suntuoso atuendo del averno, un grupo teatral que presentaba al aire libre, en los atrios de los temples y en las plazas públicas algunos melodramas religiosos como los "Siete Pecados Capitales" o sainetes burlescos en los que rutilantes guras demoniacas dialogaban entre ellas y con el público circundante...¿De dónde salieron estos elegantes diablos enmascarados con caretas horripilantes cuajadas en saurios, odios, reptiles y alimañas grotescas? Pues retornaron de Bolivia a Puno como una revivencia del pasado folklórico del antiguo Perú Alto. Víctor Villar Nolasco, Diario Los Andes de Puno, 1918

Diablada Puneña

E

s una danza originaria de la región del Antiplano, que representa la lucha entre el bien y el mal.


12

L

a Diablada Puneña es una tradición que se celebra de forma alegre y divertida ya que esta trae consigo diversas formas de enseñarnos sus extraordinarios trajes de multicolores que causa mucha sensación e impacto entre la multitud. Es por eso que hoy en día nos sentimos tan orgullosos al saber que esta danza típica de Puno pertenece a nuestro país y sea visto por diferentes países visitantes, puesto que, es popular no solo por sus trajes típicos sino también por los colores que lo conforman. Es asombroso ver a los bailarines con las máscaras puestas, ver como se mueven al ritmo de la música, representando una escena entre el bien y el mal. Sus vestuarios son de los más lujosos, es un privilegio poder usar uno de ellos. Mi personaje favorito es el ángel, para mí es el más hermoso. Es fácil identicarlo, puesto que destaca entre el resto de personajes. Él es el encargado de luchar contra los diablillos. La parte de su vestuario que me encanta son sus alas, y la que más me llama la atención es su máscara. A veces me pregunto quién estará bajo esa máscara de ángel, me gustaría poder ver su rostro. Este evento tan carismático y divertido tiene como ventaja a los danzarines que se desplazan con una agilidad, dando espectaculares como los saltos, movimientos feroces, lanzando sordos gruñidos y carcajadas infernales, que causan una gran sensación a la multitud que van a verlo. Es toda una obra teatral, se disfruta mucho. Es importante destacar que esta danza es muy popular por su vestimenta, ya que, y lleva bordados de oro, plata y pedrerías. Además alcanzan su máximo esplendor en la festividad de la Virgen de la Candelaria y esencialmente su contenido es la lucha entre el bien y el mal.


L

a feria de las Alasitas es el momento donde los anhelados sueños se hacen realidad, la adquisición de una casa o un terreno, la compra de un carro o autobús, el deseado título universitario, electrodomésticos, la maleta de viaje, la tiendita de abarrotes o ferretería, instrumentos y herramientas de trabajo, lote de ganado, suerte, dinero, abundancia, etc. Todo es posible, solo basta adquirir estos s ueños hec hos rea l i d a d en pequeños productos que es la muestra de los bienes que muchos poseerán en un futuro cercano.

E

13

Feria de Feria de de Feria

Alasitas en el en el el en

Corazón del del del

Altiplano Altiplano Puneño Puneño

sta feria tiene sus orígenes en el país de Bolivia, posteriormente se fue expandiendo por todo el altiplano llegando a Puno.

La primera semana de mayo se inicia la popular Feria de las Alasitas (palabra aymara que signica cómprame) en el barrio de Bellavista de la ciudad de Puno, teniendo como día principal el 3 de mayo. En esta feria, una de las más prolongadas a nivel nacional, se expende todo tipo de productos en miniatura, conteniendo ellos, costumbres religiosas, folclóricas y culinarias. Estos productos son elaborados por los artesanos de la región y también venidos de Bolivia. Con sus manos agiles replican al detalle en cada miniatura, productos de la vida real, que pueden ser utilizados inclusive con nes decorativos. Cabe mencionar que también se expenden productos comestibles como empanadas, biscochos, pasteles, alfajores y otros aperitivos, todos hechos a miniatura que por lo general son vendidos por docena. Uno de los productos más representativos y míticos de esta feria es el famoso Ekeko, símbolo de la abundancia, representado por un personaje sonriente con los brazos abiertos y que lleva sobre sus espaldas saquillos de todo tipo de granos, dinero, joyas, etc. Según la creencia andina, el Ekeko debe ser sahumado para atraer todo tipo de riqueza y los días martes y viernes se le debe hacer fumar un cigarro para que las compras hechas en las Alacitas se hagan realidad. Luego de la adquisición de los producto, los compradores realizan un ritual conocido como lach''alla. Este ritual consiste en sahumear los productos con incienso, ores, mistura y un poco de vino. Todo este acto va acompañado de rezos y bendiciones realizados por el yatiri o brujo andino. Esta feria sin duda es una de las más arraigadas de la región puneña que atrae a propios y extraños, no solo por los hermosos trabajos artesanales sino también llamados por esa riqueza cultural andina y que contribuye con esa fuerza de voluntad para concretar un sueño.


14

LA ÚLTIMA Celebran ritual de purificación de agua y pago a

“Pachamama” L

a esta, el color y las expresiones culturales más ancestrales no sólo se dan cuando existen motivos positivos y de contento, sino también cuando la necesidad y la fe se conjugan en un pedido unísono a la "pachamama" por nuevos tiempos y nuevas alegrías. Tal fue el caso de los pobladores del distrito de Santiago de Pupuja, en la provincia de Azángaro, el sábado último, cuando le pidieron a la madre tierra que no los abandonara y les concediera, como antes, el recurso hídrico desde sus entrañas. En medio de una ceremonia por falta del líquido elemental, en el Distrito de Santiago de Pupuja, perteneciente a la provincia de Azángaro, se realizó el ritual de la puricación de agua y pago a la "pachamama". El acto se desarrolló en el lugar histórico de panteón Ccocha del distrito referido, con el apoyo del museo ALCRA Pucará. Cabe precisar que la carencia de agua en las partes altas de esta zona perjudica a sus habitantes y a sus animales, ya que tienen que trasladarse varios kilómetros en busca del recurso hídrico. Especícamente, se informó que al menos un 85% de la población de este distrito carece de agua. En tal contexto, se supo que necesitan con urgencia la disposición de las autoridades competentes, de modo que se ponga en marcha el proyecto de perforación de pozos para abastecer con agua a los lugares donde más se necesita.

Jaime Yapo Arapa, alcalde del distrito de Santiago de Pupuja, mencionó que el proyecto fue priorizado en el Presupuesto Participativo del año 2010, el mismo que deberá ser ejecutado en el presente año. De igual forma, dijo que los especialistas realizaron sondeos electromagnéticos, encontrando zonas donde puede haber el agua que abastecería a los pobladores, por lo menos en estas temporadas. Asimismo, sostuvo que se necesitarán por lo menos 10 millones de soles para concretar este proyecto en pro de la población de ese distrito. “Los pozos que se perforarían podrían brindar más de 16 litros por segundo de agua, lo cual beneciaría a la población que ahora carece del líquido elemento”, señaló Yapo Arapa. Con estos motivos fue que desarrollaron, el día sábado, el ritual de la puricación de agua y pago a la "pachamama". Esta actividad se dio con la actuación de los "paccos" de la localidad, con la presencia de las autoridades ediles distritales y los pobladores afectados, quienes oraron con fe para que el todopoderoso no haga faltar este líquido de importancia por más tiempo. Se informó que, además, en el evento participaron los Chancas de Apurímac, la Estudiantina Grau Wayra P`uqos, también de Apurímac; los Q`anas de Q`eswa Chaca, en una presentación de danzas autóctonas y exhibición de platos típicos y tradicionales de la zona. Todos ellos lucieron disfraces típicos de la zona. Finalmente, cabe añadir que los "Yachay" del pueblo dieron al evento las características especiales y diferentes al ritual hecho en Pucará; y que, por la cultura viva que se mantiene intacta en Santiago de Pupuja, será tradicional todos los 30 de julio de cada año, con el objetivo de solicitar a la "pachamama" lluvias más constantes y fructíferas, así como el benecio de buenos frutos en la temporada de cosecha.


15

E

l Aymoray Quilla (en quechua, Aymuray Killa) corresponde al sexto mes del calendario inca. También llamado Hatun Cuzqui. En este mes se efectuaba el acarreo de maíz en los depósitos públicos (collcas) y trojes (piruas). El n de la cosecha lo celebraban vestidos de gala, con música, chicha, danzas y juegos jocosos. Empezaban a arrancar el rastrojo para mullir la tierra. El ritual del Aymoray consistía en llevar el maíz desde el campo hasta la casa, lo colocaban en una troje pequeña, con ciertas ceremonias, y lo velaban durante tres noches. Este maíz lo metían en sus mantas más ricas, lo veneraban porque lo consideraban como la madre del maíz (omamasara), y creían que adorándolo procurarían la conservación y reproducción de la próxima cosecha.


El primer fotógrafo indígena Mar n Chambi, reconocido por sus fotos de profundo tes monio social, histórico y étnico, ha retratado profusamente a la sociedad agraria y urbana de los Andes peruanos.

Vista de Coaza, Departamento de Puno, en donde nació Martín Chambi

Indio con su llama 1930


Martín Chambi, El ar sta puneño que retrató el Perú verdadero; Las fotos de la realidad del país profundo.

Cargador de chicha Tinta, Sicuiani, 1940 Fotógrafo: Martín Chambi Felicidad, no obstante el sufrimiento


16

Fiesta de las A

ctualmente el Atún Aymoray se mezcla con la llamada esta de las Cruces en la que se recuerda la crucixión de Jesús. Temprano por la mañana todos los pueblos de las sierras peregrinan por las iglesias vecinas portando cruces decoradas en las que demuestran toda su creatividad. Los habitantes de Puno suelen reunirse en la Iglesia Católica Santiago Apóstol y cada una de las personas que llega a ella, espera con paciencia su turno para pedir un milagro o agradecer por una gracia concedida. Sin embargo luego de la misa católica, la esta comienza. Danzas tradicionales como el la de los “bailarines de tijeras”, agradecimientos o pedidos por la cosecha son el broche de oro, para esta celebración. Dado la energía, alegría y colorido de estas celebraciones, la calidez y esfuerzos de la gente de la región, Puno se ha convertido, en un gran atractivo turístico cultural.

CRUCES


17

L

a Cruz o Señor de Azoguini, la Cruz de Ventilla, la Cruz o Señor de la Caña, la Cruz de Moro Orco, la Cruz o Señor de Morokollo entre otros, son cerros en cuyas cimas se encuentran cruces que son festejadas cada sábado del mes de mayo, la esta es organizada por un alferado y se inicia con la misa, para luego iniciar un festín donde se baila, come y bebe en honor a la cruz, pero ¿por qué las Cruces en los cerros más elevados? Hay quienes dicen que dichas cruces son un símbolo sincrético cristiano-andino y otros diferencian ala Cruz de Cristo con la cruz del sur llamada chakana la misma conocida por los quechuas y aimaras, mucho antes a la llegada de los primeros misioneros. Dicha cruz andina no es igual a la cruz de Cristo, esta cruz andina tiene una simetría horizontal y vertical a lo igual que el signo de la suma (“+”), y de tal manera que representa el equilibrio cósmico en

dos direcciones: de arriba hacia abajo el equilibrio de la correspondencia, y de izquierda hacia la derecha el equilibrio de complementariedad, reejando así al cruzarse la sabiduría andina. En los Andes, las cruces son de color verde y así representan a la vida, se presentan sin el cuerpo de Cristo o sin corpus , las mismas que marcan las puntas de los cerros más elevados que se encuentran en un pueblo o una aldea, por lo tanto estos cerros maniestan una doble función: Por un lado, siguen siendo los lugares sagrados de los achachilas o apus , y por otro lado dichos cerros son puntos de transición o puentes cósmicos entre el mundo de la vida cotidiana, llamada kay o aka pacha (este estrato cósmico) y el mundo de arriba, llamadohanaq o alax pacha (el mundo de arriba). Debemos señalar que los cerros elevados son lugares sagrados de los apus y achacchilas, que son los espíritus tutelares que protegen al

pueblo o aldea que vive a sus faldas de dicho cerro o que vive a sus pies; además, estos espíritus tutelares encarnan la presencia de los antepasados, en especia representan al ancestro mítico fundador del pueblo o de la aldea. Dentro de todo esto, ante la presencia de dos religiones una la Cristiana y otra la Andina, debemos señalar que estas al nal han buscado convivir dentro de nuestro medio, de un inicio a los lugares sagrados antes señalados, los primeros misioneros que llegaron a nuestras tierras ocuparon tales lugares superponiendo a tales cultos andinos, la Cruz de Cristo, y es por ello que en los cerros mas elevados podemos encontrar la Cruz de Cristo. Finalmente Apus y Achachilas, y la Cruz son considerados protectores del pueblo que vive a sus faldas o a sus pies, a quienes vigilan, por ello, la Fiesta de la Cruz tiene como nalidad asegurar esta protección.


Primera Edici贸n Julio 2013

Tradiciones puneñas  
Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you