Page 49

“Me especializo en literatura, pero también estudio historia.” “¿Qué tienes pensado hacer después de graduarte?” Esa era una buena pregunta. Originalmente tenía intención de continuar hasta obtener un máster y luego un doctorado. Pero mi economía no estaba cooperando. También había pensado en conseguir un trabajo de escritora autónoma, pero el mercado estaba muy lleno en aquel momento así que alguien sin referencias de publicación probablemente no conseguiría mucho trabajo. “No estoy segura ahora mismo.” “¿Cuál era tu plan cuando empezaste a estudiar?” Me aparté un mechón de cabello de la cara. “Dar clases en la universidad.” “Eso es impresionante.” Intenté encoger los hombros para no darle importancia, pero no estoy segura de que me saliera así. Estuvo callado durante un minuto, deslizando las manos cuidadosamente sobre el volante. No podía evitar observarlas, y mis ojos volvían atraídos a pesar de mi decisión de no mirar. Y luego mi mirada se posó sobre sus poderosos muslos, su estómago plano, y los músculos que parecían querer romperle la camisa como Hulk cada vez que se enfadaba. Quería tocarlo. Quería acariciarlo con tal deseo que hasta las palmas de las manos me picaban. Junté las manos en mi regazo en un intento de mantenerlas bajo control. A veces parece que las manos tienen vida propia y no quería que las mías me metieran en problemas. Lo último que necesitaba ahora mismo era el tipo de problemas que vendrían de dejar claro a Tyler Carter lo mucho que le deseaba. Detuvo el coche en un semáforo, y durante un momento estuvo girando las manos sobre el volante.

Historias cortas  

Historias eróticas H/M