Page 1

Así se construye la Comuna Socialista Ataroa, En lucha permanente por hacer realidad el Socialismo El poder popular se respeta y exige a la institución que este a la altura del momento político

Empujamos el proyecto histórico de la construcción del Socialismo, es el camino que nos ha enseñado más de 30 años de luchas en este territorio, el que fue habitado por el pueblo Caquetio, de quienes seguimos el ejemplo de resistencia y de formas solidarias de organizar la vida, características de los pueblos indígenas, por eso hijos e hijas de Ataroa somos. Este pedazo de tierra es testigo de múltiples emprendimientos de los humildes que la habitan, organizaciones diversas nacieron y se desarrollan desde su fundación, aquí los comités de salud dieron sus primeros pasos hace más de 20 años, al igual que varios grupos y centros culturales, deportivos, religiosos, cooperativas, asociaciones de vecinos, luego se sumaron bibliotecas comunitarias, jóvenes, mujeres, abuelos y abuelas organizadas, los primeros medios comunitarios del país, muchas de estas organizaciones aún existen y empujan los cambios que se vieron fortalecidos con la Revolución Bolivariana y sus círculos bolivarianos, comités de tierras urbanas, Consejos Comunales con sus asambleas, vocerías, bancos y mesas para el avance de los proyectos integrales de la comunidad, que viabilicen el nacimiento de la nueva sociedad.


Esta es la gente que ha luchado contra los gobiernos de la seudo democracia representativa para lograr conquistas que apuntaran a una vida digna, así le ganamos al oprobio espacios que derrotaban al neoliberalismo, como uno solo, en la calle estuvimos por la construcción del Ambulatorio y porque sus servicios fuesen gratuitos, así luchamos por el problema del agua potable (aún sin solución definitiva), el de asfaltado y mejoras a infraestructuras comunales, a los centros educativos, de esa misma forma hemos recuperados espacios para el avance del trabajo comunitario, así tomamos y gestionamos la radio Crepuscular y el Centro del Poder Comunal, C.P.C., sede natural de la comuna, del poder popular, acumulado experiencias no solo para aportar a la solución de los problemas cotidianos sino para ir asumiendo fuerzas capaces de consolidar la democracia directa, es decir nuestras acciones no se centran en lo reivindicativo sino en lo estratégico. Por ello decimos que la calle ha sido la gran escuela que aún nos enseña a reflexionar sobre las cosas que hacemos y las que nos faltan, es uno de los caminos de encuentro de la utopía. Por eso no son solo fechas para nosotros los años 89, 92, 98, 2002, son hitos históricos de los cuales nos sentimos partes, en todos ellos y en muchos más, nos activamos e hicimos nuestros aportes, por muy pequeños que fueran, siempre hemos estado conectados con la realidad nacional, lo local es una palanca para analizar y actuar en las situaciones nacionales, no es la excusa para solo ver la esquina como el territorio a solo defender. Toda nuestro andar nos alienta a avanzar en la tarea estratégica de los pobres en cada rincón de esta digna tierra de Bolívar, hacer realidad La Comuna Socialista, asumiendo una vez más la convocatoria del comandante Chávez, nuestro compañero presidente, que consciente de los cambios de época que vivimos, empuja junto a su pueblo, la viabilidad de un mundo justo y solidario, que no es más que el Socialismo. Ya van más de un año de esfuerzos en ese sentido, creando las relaciones de confianza, de necesidad del encuentro entre los Consejos Comunales y grupos del territorio, generando propuestas, encuentros, mesas de trabajo, impulsando proyectos y debates, mil trabas en el camino, mil aprendizajes, choques de visiones y de prácticas, el avanzar ha sido gracias a la paciencia, acción y reafirmación de los postulados que escuchamos recientemente en el 1er Aló Presidente Teórico: “La comuna debe ser el espacio sobre el cual vamos a parir el socialismo. El socialismo desde donde tiene que surgir es desde las bases, no se decreta esto; hay que crearlo. Es una creación popular, de las masas, de la nación; es una “creación heroica”, decía Mariátegui”, sabemos

que la tarea no es pequeña, es desmontar los mecanismos de dominio no de 50 años, sino de 500, es la lucha contra todo lo que genero, fortaleció y mantiene al capitalismo. Tenemos presente lo que nos dijo el presidente: “estamos infectados de los valores viejos, del egoísmo, del capitalismo, de la fragmentación de la sociedad. Nos envenenaron desde niños. Vamos por ese veneno y vamos a hacernos un exorcismo”. De esto no escapa nadie, por esto algunas de las principales trabas con

las que hemos luchado, y seguiremos haciéndolo, ha sido atacar a visiones que buscan el tutelaje, la salida fácil, la reproducción de la vieja cultura política de sacar provecho individual de los esfuerzos colectivos, de asumir jefaturas no ganadas con el trabajo sino impuestas desde alguna estructura de poder, a esos comuneros y comuneras les recordamos que en este lugar nos encontramos siempre, que la división es el triunfo de la derecha, la de oposición y la que se disfraza de rojo, sumarnos al “parto histórico” es y debe ser nuestra


tarea, para ello es necesario ser cada día más crítico de los pasos dados y por dar, la formación será clave para ello, no la que se aprende en un taller de algunas horas, sino la que se hace vivencia, la que se centra en la práctica, la praxis pues, que obliga acción – reflexión – acción permanente. Al poder constituido que busca ganar espacio de maniobra para dejar todo igual pero con nuevo nombre, debe tener en cuenta que aquí se juega mucho más que una carrera política individual, es la posibilidad de hacer realidad el sueño de muchos, no solo de nuestros comuneros y comuneras, o de los venezolanos y venezolanas, sino de todos y todas las que luchan por un mundo de justicia, expresado en la resolución de las contradicciones de lo que “no termina de morir” en las comunidades populares, muy claro tenemos de que los pueblos son los que hacen revoluciones, así demostraremos que si es posible lo propuesto por nosotros, nosotras y nuestro comandante: “Son ustedes los que deciden, es el poder popular, es la democracia directa, a través de las asambleas populares, a través de la participación, el protagonismo popular”

Mucho nos falta aún que desarrollar, entre ellos mecanismos básicos de resolución de conflictos pero sin duda fue correcta la salida al mayor que hemos enfrentado: la legitimidad política del equipo que impulsa el poder popular, puesta en dudas por el empuje de dos espacios que deberían ser complementarios pero que al andar se fueron alejando, la Comuna y la Sala de Batalla, largos conflictos que se centraban en el uso de la segunda como un espacio de intermediación que terminaba decidiendo por los y las voceros y voceras de la comunidad, asumiendo representatividad de un conjunto de voluntades que deben ser ejemplo de democracia participativa y protagónica, sin duda tuvo importantes aportes y beneficios pero expresaba desde su constitución una contradicción central: dejar en manos de un individuo, de una institución, la necesidad de empoderar a todos y todas en las prácticas de la democracia participativa y protagónica, lamentablemente esto genero mucho retrazo y debilitamiento del impulso inicial. Luego de mucho conflicto y gracias a algunas intermediaciones del Ministerio para las Comunas en el estado Lara se avanzo en una solución coherente con el proceso constituyente de nuestra Comuna: se definió elegir los voceros de la Sala de Batalla en elecciones directas y secretas entre el equipo promotor, quien fue electo en asambleas de Consejos Comunales y grupos organizados del territorio propuesto para la Comuna. Como de costumbre en Venezuela desde la Revolución Bolivariana las contradicciones se dirimen en consultas populares, ese fue el camino correcto, los más de 130 voceros y voceras decidieron por los 3 candidatos identificados con la propuesta del impulso de la Comuna Socialista Ataroa, los mismos que reclamaban a la sala de batalla que fuese solo un espacio de articulación y de acompañamiento técnico, los mismos que creen en la corresponsabilidad del hecho público, así el Estado y el pueblo busca las soluciones a la deuda social, siempre con la firme intención de construir la nueva institucionalidad democrática, la que fortalece el Socialismo Bolivariano, al poder popular, es decir el impulso de los Cinco Frentes propuestos por Chávez e impulsados por las organizaciones sociales, el pueblo mismo diagnostica, decide, planifica, ejecuta, ejerce control y evalúa para ir asumiendo aprendizajes en la gestión directa de su vida.


Ese triunfo fue el 28 de junio, el mismo día que el pueblo hondureño sufría un ataque de la derecha rancia, un golpe de Estado que nos recordaba la presencia del imperialismo con sus estrategias para frenar nuestros cambios en todo el sur, desde el primer momento de conocer lo sucedido nos solidarizamos con el pueblo hermano, nos identificamos, eso lo conocíamos, fue lo mismo que sucedió el 11de abril del 2002 y puede suceder de nuevo sino consolidamos la Revolución Bolivariana, por eso la importancia de nuestro modesto triunfo, por eso nuestra urgencia de arrancar con las mil tareas pendientes, por eso nuestra profunda molestia con el Ministerio para las Comunas en el Estado Lara que no fue capaz de entregarnos todas las actas, proyectos, levantamiento de información y equipos, resultado de un año de trabajo de la Sala de Batalla, dos días después deberíamos tener todo, acuerdo incumplido por las autoridades. Alegaban no tenerla, unos días antes de las elecciones personas que hacían vida en la misma con la anuencia de su encargado, el luchador del Frente Francisco de Miranda, José Antonio Carrasco, retiraron todo del Centro del Poder Comunal (C.P.C.), lugar donde tenia la sede, sin autorización de todos los miembros de la misma. Este secuestro de la Sala no pudo ser resuelta por el Ministerio, responsable institucional de la misma, a pesar de algunos intentos de algunos de sus miembros, situación que se sostiene luego del triunfo. Eso desencadeno dos situaciones que atentan contra la posibilidad de consolidar la comuna, la primera la agresión sufrida por los que desde hace más de dos años impulsan el control social del C.P.C. por parte de las organizaciones sociales del territorio, realizada por algunos promotores de la gobernación del Estado Lara con la firme intensión de ocupar espacios del mismo para iniciar el tutelaje político del poder popular, varios de los que nos atacaban desde la Sala de Batalla eran parte de la jugada, incluyendo el que era encargado de la misma, esta vez también salieron derrotados, lo que les obligo a realizar otra de las amenazas a la organización: montar una Sala de Batalla paralela. Con todos los insumos que secuestraron se instalaron en el Complejo Recreacional Integral “La Carucieña” (C.R.I.C.), desde donde convocan a reuniones, les hacen seguimiento a las tareas pendientes de la Sala de Batalla, sin respetar el resultado de las elecciones y de las autoridades electas, los mismos nombres se repiten, las prácticas de división y de aprovechamiento de las relaciones institucionales están a la orden del día y el Ministerio para las Comunas en el Estado Lara no ha realizado ninguna acción contundente para honrar los acuerdos adquiridos, ni para regresar toda la información necesaria para el avance de nuestro trabajo. Varias promesas a lo largo de este más de un mes, solo promesas, reuniones, anotar tareas que no cumplen y la incomprensión de la grave situación que atenta contra la organización social para la consolidación del socialismo, claro, luego de todo esto la duda sobre si es eso o son parte del problema, amparando el no reconocimiento del mandato popular, el sueño de la oposición Venezolana. Aún a pesar de esto avanzamos, con aportes de la brigada que nos acompaña, a pesar de tener mil tareas más y no cumplir la propuesto de que ellos y ellas tendrían como prioridad el trabajo en el territorio, por ello les exigimos al Ministerio para las Comunas en el Estado Lara cumplir con todo lo acordado, regreso de toda la información, proyectos, información


y equipos de la Sala de Batalla, sancionar al anterior responsable, quien con esta conducta ha puesto en juego la construcción del socialismo y a pesar de ello ha sido premiado con un puesto en la estructura del Frente Francisco Miranda a nivel regional, lo que nos deja pensando si al final lo que estaba era cumpliendo ordenes, sin duda aclarar esta situación le toca a Angie Gutiérrez, encargada del ministerio y a la vez responsable de esa organización en el Estado. Esto debe estar sumado al fortalecimiento de los Consejos Comunales del territorio, que es sin duda la base del empuje de la comuna, esto implica resolver situaciones que les competen a la institución, no puede ser que algunos Consejos Comunales aún no hayan ejecutado ningún proyecto a pesar de que algunos tengan más de un año con algunos entregados, o que les falten registrar su banco comunal por recaudos extraviados en FUNDACOMUNAL y que por desgracia, por tanta espera, ya hasta vencido tienen su periodo sin poder mostrar avances en su comunidad, dura tarea será restituir la confianza de los comuneros y comuneras en esos sectores. Por ello planteamos trabajar en dos líneas, aprobar todos los proyectos pendientes, muchos de ellos que permitirán solventar problemas puntuales de los barrios, como lo son reparaciones de viviendas, sustitución de ranchos por casas, además de resolver los tramites faltantes para dejar solventes a los Consejos Comunales. La segunda línea de trabajo debe ser empujar los proyectos estratégicos, aquellos que permiten la unión de todos los Consejos Comunales y grupos organizados del territorio, entre ellos planteamos, La Constructora Comunal que se haga cargo de los proyectos vinculando con el área y que permitan articular a las Empresa de Producción Social Directa existentes, como lo son las bloqueras comunitarias, y fundación de otras vinculadas con oficios como carpinterías, electricidad, plomería, y demás afines. Necesaria es también fundar una Red de Distribución Comunal, que tenga como primera tarea llevar la comida a nuestras comunidades de forma directa (debemos aclarar que empujamos una Comuna con 50 mil personas aproximadamente), gracias a los múltiples esfuerzos del gobierno y a las alianzas de trabajo con otras comunas de zonas rurales con quienes ya tenemos acuerdos de trabajo, está dependerá de cada Consejo Comunal y realizará un aporte de planificación del consumo desde el territorio. Otra iniciativa que ya estamos arrancando, asociada a la anterior al estar plenamente desarrollada, es el inicio del cultivo en el territorio con el proyecto impulsado por el Ministerio para las Comunas con la Misión Campo Adentro, de importancia por que permite asumir la tarea de avanzar en la autoabastecimiento de algunos rubros con la incorporación de parte del valle del turbio que es territorio comunal. El avance de este proyecto será beneficiado con la Red de Distribución Comunal. Son solo algunas de las tareas para construir una comuna que sea ejemplo de cómo se construye el socialismo, junto a las mesas de trabajo, al impulso de la cultura asociada a la vida, a la movilización del pueblo cada vez que sea necesario defender nuestros logros y sueños, así se construye la Comuna Socialista Ataroa.

Así se construye la Comuna Socialista Ataroa  

Así se construye la Comuna Socialista Ataroa, en lucha permanente por hacer realidad el Socialismo. El poder popular se respeta y exige a l...

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you