Issuu on Google+

4l

OPINIÓN

l

Viernes, 15 de abril de 2011 AQUÍ DIARIO

DIRECTOR EDITOR: Víctor Gijón direccion@aquidiario.es DIRECTORA ADJUNTA: Verónica Rodríguez Hermosa direccion@aquidiario.es REDACTORES JEFES: Fernando García Piqueres. Miguel Ángel Hernáez Hernández redaccion@aquidiario.es JEFE DE FOTOGRAFIA: Román Alonso fotografia@aquidiario.es DEPARTAMENTO COMERCIAL: Enrique Gutiérrez Aragón.

EDITA: Grupo Digital 2006, S. L. administracion@aquidiario.es www.aquidiario.es REDACCIÓN: Polígono de Raos, nave 14. 39600 Maliaño. Telf. 942 76 49 40. Fax. 942 76 49 42 Suscripciones y Atención al lector 902 76 06 61

editorial

Saber aprovechar la crisis

Q

ue algo está cambiando en la economía cántabra es una verdad absoluta que no tiene vuelta atrás. Ayer mismo lo reconocían los empresarios, que según el Indicador de la Confianza Empresarial de la Cámara de Comercio han visto con más optimismo la perspectivas económicas regionales y esperan que la coyuntura mejore de manera más significativa en el segundo trimestre del presente año. Paso a paso, se va rompiendo la tendencia negativa que ha caracterizado los últimos años. Alguien dijo una vez que épocas de crisis son momentos de grandes oportunidades y esa debe ser la receta con la que nos quedemos tras comenzar a superar la empinada cuesta de la recesión. Cuando

esta crisis haya quedado atrás y miremos por el espejo retrovisor tenemos que encontrar que desde entonces algo verdaderamente ha cambiado. La crisis debe servirnos para erradicar los modelos produc-

Cuando esta crisis haya quedado atrás y miremos por el espejo retrovisor tenemos que encontrar que desde entonces algo ha cambiado

tivos obsoletos - los que nos han llevado donde estamos hoy- y aprovechar el impulso para generar nuevas espectativas de em pleo, crecimiento y desarrollo. Ese camino lo ha iniciado ya en esta legislatura el Gobierno de Cantabria y debe ser el que se continúe tras el 22 de mayo. Un modelo que ya no tiene vuelta atrás y al que, en el último momneto, se ha sumado hasta el mismísimo Ignbacio Diego. Sí, el líder del PP nos sorprendía esta semana cambiando radicalmente su discurso de los últimos años al apostar- con la boca pequeña- por el Plan Eólico del Gobierno de Cantabria. Y es que el accidente nuclear de Fukushima se ha convertido en una losa para los populares, que han tenido poco a poco que ir desmontando su discurso en matería energética.

IGNACIO DIEGO

Frases desafortunadas vs. corrupción

L

a envidia es el deporte nacional en este país. Pero no ver la paja en el ojo propio y sí la viga en el ajeno debe ser la forma oficial de ocio en España. Al menos en Cantabria. Que el Partido Popular exija responsabilidades, explicaciones y, en última instancia, una disculpa pública -o una excusa para atacar aún más si cabe a sus contrincantes políticospor unas declaraciones, desafortunadas, no cabe duda, sobre la corrupción o la honradez de los candidatos no deja de ser irónico e hipócrita. Más si se atiende a que, apenas 24 horas antes, el mismo político -en este caso, el líder del PP en Cantabria, Ignacio Diego-, instaba a los ciudadanos a olvi-

JUAN JOSÉ SOTA

PRESIDENTE DEL PP EN CANTABRIA

Sólo un día después de obviar la corrupción de su partido en Piélagos exige al PRC aclarar su postura ante estos mismos casos.

dar el delito por el que está condenado uno de sus miembros para volver a resultar ganador en el Ayuntamiento de Piélagos. En efecto, deslices dialécticos vs. condenas jurídicas firmes, que al final son las que cuentan. No cabe duda de que el combate resulta desproporcionado y desequilibrado, pero no queda claro en qué sentido. Los delitos no son parecidos, y además resulta más fácil disculparse por un discurso encendido o desafortunado -ayer mismo pidió disculpas la secretaria general del PSC, Lola Gorostiaga- que por un delito comprobado de corrupción, que además no se limita a un solo individuo, sino a todo el territorio nacional, concentrándose en las filas del PP, que sigue obviando la mala imagen que ofrecen de su formación y de la política.

MARIANO GÓMEZ

CONSEJERO DE INDUSTRIA

CANDIDATO SOCIALISTA POR PIÉLAGOS

El Gobierno de Cantabria inauguró ayer un seminario internacional en el que el se refirió al convenio para transformar el Frente Marítimo.

Con la presentación de su lista, el socialista tratará de sustituir el gobierno del PP de los últimos años, marcado por la corrupción de Pacheco.

cosas del tiempo

Políticos o gestores

L

a política lleva mucho tiempo de capa caída. No hay encuesta en la que se pregunte a la ciudadanía qué le parecen los políticos en la que no les califiquen de vividores y de mangantes. Que los que ocupan cargos públicos se lo llevan caliente y a manos llenas es una idea muy enraizada en el imaginario colectivo. Reconozco que los escándalos de los que ocupan cargos con sueldo que pagamos todos por culpa de trajes, EREs y mercas no ayudan para nada a que la política y los que la ejercen estén puestos por los ciudadanos a la altura del betún. También que tiene más eco la detención de un

concejal por cobrar comisiones ilegales por dar licencias de obras que los acuerdos de un parlamento para mejorar la situación de las personas dependientes –por ejemplo-. Pero yo conozco más políticos honestos que sinvergüenzas desleales en la gestión de lo que no es suyo. Cada vez que un informativo se abre con las i mágenes de u n quinqui con responsabilidades políticas camino de la cárcel o incluido en un auto judicial imputado por corrupción, los part idos se conjuran para tomar medidas que dignifiquen la vida pública y acaben con las ovejas negras. Y algo deben de hacer mal, porque ni los ciudadanos se

lo creen ya ni los canallas dejan de aflorar. Hace unos días, en la presentación de su lista municipal, Íñigo De la Serna puso en valor la falta de experiencia política de sus incorporaciones, además de eso tan manido de que forman un equipo pegado a la calle y en contacto con la gente. El alcalde ha preferido que le acompañen en su oferta a los vecinos de Santander gestores antes que políticos, incluso que malos políticos, tecnocratizando la representación ciudadana, convirtiendo lo público en cosa de gerentes, directores de área y jefes de servicio. Con esta apuesta por técnicos frente a políticos, De la Serna

lanza el mensaje de que solamente los profesionales capaces de hacerlo bien en el ámbito privado pueden gestionar también bien en el ámbito de lo público. O en sentido contrario, que los políticos no son buenos gestores ni están necesariamente preparados para afrontar con éxito el reto de gobernar. El candidato del PP, intentando parecer innovador, ha largado una paletada más de ruina sobre la idea de la política y la imagen de los políticos. La política es una actividad para la que no todos sirven, y en la que hay de todo. Pero tiene un componente esencial que está muy por encima de la mera ca-

pacitación profesional para gestionar de quienes la ejercen, y que es la vocación de servicio público. Sin alma de político se podrán cuadrar los números y los proyectos, pero no se hará política de verdad porque ni los ciudadanos son clientes, ni las instituciones consejos de administración, ni las propuestas políticas son hitos. Confundir gestión con política no es el camino para hacer esta más creíble.

Victor JavierCavia


Políticos o gestores