Issuu on Google+

2da ANTOLOGIA CUENTOS INEDITOS

JEFATURA DE SECTOR No. 10 PRIMARIAS FEDERALIZADAS SAN LUIS RIO COLORADO, SONORA JUNIO 2010

1

Jefatura de Sector 10 de Educación Primaria Federalizada Jefe de Sector, Profr. Baltazar Arellano López Coordinadora del Programa de lectura A.T.P. Profra. Luz Imelda González Agramón A.T.P. Profra. Myrna Alicia Rodríguez García Zona Escolar No. 31 Supervisor, Profr. Mucio Arredondo Pérez A.T.P. Profra. Martha Alicia Soltero Osuna Zona Escolar No. 32 Supervisora, Profra. Ma. Victoria Medina Covarrubias A.T.P. Profra. Rosario Rodríguez Alfaro Zona Escolar No. 45 Supervisora, Profra. Virginia Ríos Pérez A.T.P. Profr. Victor Castro Morales Zona Escolar No. 64 Supervisor, Profr. José Inés Pérez Martínez A.T.P. Profr. Victor Manuel Navarro Zona Escolar No. 83 Supervisor, Profr. Trinidad Matuz Moroyoqui A.T.P. Profra. Martina Yescas Duarte Diseño: Lic. Elizabeth Josefina Sánchez Jiménez

1

PRESENTACIÓN

Con mucha satisfacción presentamos la segunda antología del sector 10, cuyos autores son alumnos de primero a sexto grado de las zonas escolares federalizadas 31, 32, 45, 64 y 83 de San Luis Río Colorado, Sonora.

Con esta edición reconocemos el esfuerzo que hizo cada uno de maestros y alumnos del sector para hacer efectiva su inspiración e imaginación plasmada en forma escrita llevando una secuencia de invención del cuento inédito con varios borradores hasta llegar a la publicación.

Los alumnos asumen el papel de protagonistas de su propio aprendizaje donde desarrollan al máximo sus propias capacidades y de abrir su mente a los nuevos conocimientos y las nuevas tecnologías.

La fantasía que se apodera de estos cuentos, nos da muchas horas de vivencias sobre risa, suspenso, reflexión y sentimientos que puedan hacerlos sentir igual que ellos sintieron, al momento de redactarlos.

Cada expresión motivante y dinamizadora permite conocer el corazón de los autores y los invita a formar parte de su viaje en la lectura de la presente. Es por eso que no debemos permitir que la capacidad de soñar se extinga en nuestros alumnos sino al contrario, porque solo 2

quienes se han atrevido a soñar con un mundo mejor han dejado huella en la humanidad.

Se pretende que dicha antología pueda estar presente en cada una de las Bibliotecas Escolares de las Escuelas Primarias de San Luis Río Colorado, para que se pueda ofrecer a los diferentes usuarios que la conforman (alumnos, maestros, padres de familia y comunidad en general).

¡GRACIAS Y FELICIDADES MAESTROS Y ALUMNOS POR ESTE LOGRO!

3

INDICE NOMBRE DEL CUENTO

AUTOR

GDO

KATHERINE, LA NIÑERA.

Verónica Daniela Encinas Peña

4to. A

9

EL ESPIRITU DE LA NIÑA

Paulina Ramírez Guardián

5to. A

10

LA MIEDOSA

Leonardo López Torres

3ro. A

11

EL NIÑO PERDIDO

Yazmín Gpe. Arana Valenzuela

6to. A

12

LA BRUJA DEL PANTANO

Jesús Ramón Hdez. Coronado

4to.. A

13

LOS TRES LOBITOS Y EL COCHINITO FEROZ

Diego Fdo. Terriquez Méndez

6to. A

14

CUANDO YO NACÍ

Montserrat Macías Corona

1ro. A

16

PERDIDAS EN LA PLAYA

Julia Stephany Rojas Lugo

6to. B

17

LA MUÑECA VIEJA

Luis Donaldo Ramírez Fuentes

5to. A

18

EL NIÑO PRESIDENTE

Bibiana Noemí Mendez M.

4to. B

19

LA BIBLIOTECA ENCANTADA

Mirian Gpe. Martínez Heralde

5to. A

20

LA AVENTURA DE LA PERRITA

Angélica Gpe. Casillas Ayala

1ro. A

21

ÉRASE UNA VEZ….

Jannet Sabina López Espítia

6to. A

22

LAS NOTAS MUSICALES

Karín Montiel López

6to. A

23

NIEVE EN PRIMAVERA

Fernando García Hernández

4to. A

24

LA MONEDA MÁGICA

Angel García Hernández

2do. A

25

EL LEÓN Y EL RATÓN

Mónico de Jesús

1ro. A

26

LAS TRES HADAS

Brenda Yosseline

2do. A

27

EL CASTILLO ENCANTADO

Jessica Janeth

3ro. A

28

EL PERDÓN

Daniela Pozo García

5to. A

29

EL SUEÑO DE JUANITO

Fco. Javier Rey Almada

2do. A

31

LOS PINGÜINOS QUE TENÍAN FRÍO

Paola Teresa Pérez Ríos

6to. A

32

LOS GIRASOLES

Teresa Isabel Reyes Hernández

3ro. A

33

EL DIARIO DE UNA PRINCESA

Samantha Ceceña López

1ro. A

34

EL NIÑO Y EL CABALLO

Marlon Said Olivas Constantino

2do. A

36

Gema Larissa Rascón Ibarra

5to. B

38

TUISLEGUMDRUM, UN PLANETA DE

FANT

PAG.

4

LOS PIRATAS

Flavio Nogales

5to. B

41

LOS PIRATAS DE 1850

Ronaldo Dionicio G.

5to. A

42

LOS TRES DESCENDIENTES

Vanessa Saldivar Marín

6to. B

43

LAS ENSEÑANZAS DEL BOSQUE

Larissa Frías González

6to. B

45

EL DUENDE DEL BOSQUE

Leonardo Gpe. Aispuro Glez.

6to. B

46

EL RESCATE DE LA REINA

Ailyn Angélica Velazco Castilló

4to.. A

47

LA PRINCESA Y EL HECHIZO

Renata Alex Macías Beltrán

4to. A

48

LA LUNA Y EL SOL

Ana Karen Villa Rubio

4to. A

49

HABÍA UNA VEZ UNA CASA

Agustín Ayala Peña

4to. A

50

LA CASA DEL PERRO

Fernando Palafox Miranda

3ro. A

52

DANIELA Y EL CABALLO MORA

Yoaline Aireth Márquez Félix

3ro. A

53

LA TORTUGA CORAL

Jessica M. Zamora Márquez

6to. A

54

LA CHICHILLA Y EL HÁMSTER

Victoria Pérez Magaña

3ro. A

55

LA ORUGUITA ARCOIRIS

Rocío Margarita Vidal Aguilar

6to. A

56

EL GATO QUE APRENDIÓ A GANARSE EL P

Ramiro Ismael Rivera Fuentes

4to. A

59

EL PERRO Y EL GATO

Luis Enrique Cosío Saiza

4to. A

60

EL VIAJE EN LA MÁQUINA DEL TIEMPO

Carlos Daniel Gutiérrez Barrerr

5to. B

61

LA NIÑA NEGRITA

Ana Patricia López Vázquez

4to. A

63

LA PRIMERA NAVIDAD DE ERICK

Juliana Isabel Acosta Ríos

5to. A

64

LEYENDA

Lluvia Yarely Catillo Heras

5to. A

65

NAVIDAD EN COMPAÑÍA

Raúl Imanol Amezcua Dávila

5to. A

66

SUEÑOS CUMPLIDOS

Leslie Fernanda Rodríguez Arre

6to. A

68

LA DESGRACIA DE MICHEL

Javaria Judith Arvizu Vallejo

6to A

69

ANITA, LA NIÑA MAS BONITA

Brenda Yadira Torres Contreras

6to. A

70

JAFETH

Ilde Jafeth Vidal Egurrola

4to. A

71

EL GUSANITO Y LA FLOR

Dayana Ortiz Rincón

1ro. A

73

PABLITO EL BAJITO

Pedro Heredia Montoya

2do. B

74

EL DINOSAURIO PERDIDO

José Enrique Murillo Aldama

2do. B

75

LA NIÑA MIEDOSA

Yaire Sánchez García

3ro.. A

76

5

LA MUÑECA

Jesús Esteban Sánchez Romero

3ro. A

77

EY, EL RESPLANDOR DE UNA VELA

Gisey Gómez Hernández

4to. B

78

ULTRA VIOLETA

Alejandra Zazueta Contreras

5to. A

79

EL NIÑO BRUSCO

Andrés Uziel Villegas Ramírez

4to. B

81

EL NIÑO SIN NAVIDAD

Mariali Maldonado Angulo

4to. A

82

LOS 4 COCHINITOS Y EL LOBO PELÓN

Norberto Bojorquez Atondo

5to. A

83

LA VAQUITA MARINA

Yelsy Patricia Martínez Orozco

5to. A

84

BRAYAN

Ainslyn Morales García

1ro. A

85

LA GATITA

Desy Patricia Islas López

1ro. A

86

EL ESCARABAJO DORMILÓN

Laura A. González Orozco

1ro. A

87

NUEVAS AMIGAS

Salma Lizeth Ponce Albelaiz

6to. A

89

EL GORILA COMELÓN Y ENOJÓN

Miguel Portillo Moreno

3ro.. A

90

EL DRAGÓN Y EL NIÑO

Iram Martín Martínez

3ro. A

91

LA BIBLIOTECA NUEVA

Abril Marilú Flores Moyte

5to. A

92

LA BOBINA MARAVILLOSA

Sebastián Santacruz Morales

6to. B

93

EL PERRITO DESOBEDIENTE

Edson Daniel Ramírez Urrea

6to. A

94

LOS CUENTOS DE LA ABUELA

Leslie Iridian Muñoz Damían

6to. B

95

EL COLLAR PERDIDO

Jaqueline Germán Castelo

6to. A

96

MIEDO A MORIR

Jesús Fernando Reyes Peñado

5to. B

97

SE VENDEN GORRAS

Brandon David Corrales Pérez

6to. B

98

LAS COSAS NO SON LO QUE PARECEN

Gabriel Zamorano Jiménez

5to. A

100

DAVID

David Rafael Muñoz Bernal

2do. A

102

LA PERRA LOLA

Andrea Paola Guerrero Castro

2do. B

103

LA FLOR MÁGICA

Adriana Martínez Álvarez

2do. A

104

EL JARDÍN DE ABRIL

Darianne Itzel Zuñiga Rochín

4to.. A

105

LA PUERTA

Luisa Fernanda Cabrera Gallego

5to. B

107

ELIZA Y SARA

Lizbhet Muñoz Navarro

5to. B

109

LOS RATONES Y EL GATO

Dalia Juárez Facundo

5to. A

110

LAS AVENTURAS DE RESORTITO

Jazmín Chiquito Somoza

4to. B

111

6

EL SUEÑO DE UN FAMOSO REPORTERO

Emily Nicole González Gil

5to. B

112

EL LEÓN Y EL TUCÁN

Priscila Sarahí Apodaca Fierro

5to. B

114

EL SEÑOR BIGOTES

Gibrán López Porras

5to. B

115

EL BOSQUE ENCANTADO

Rachell Hernández Lares

3ro. B

117

7

ZONA ESCOLAR No. 31

ESCUELAS

CUAUHTEMOC CLUB DE LEONES PROFR. GRACIANO SANCHEZ ROMO GRAL. PLUTARCO ELIAS CALLES BENITO JUAREZ PROFR. LORENZO CHAN BE PROFR. AURELIO RENTERIA FLORES COLEGIO FRANCISCO KINO

8

KATHERINE, LA NIÑERA Había una vez dos niños, Nelson de 10 años y Yoseleen de 7, eran hermanos. Sus papás eran empresarios, siempre estaban ocupados y casi nunca estaban en su casa. Un día tuvieron que hacer un viaje a Tokio, no podían llevar a sus hijos, así que contrataron a una niñera, su nombre era Katherine, una niñera muy conocida y amable, que se mudó a la casa de los señores Patinson. Kathy, como le gustaba que le dijeran, se instaló y empezó a conocer a los niños, y se dio cuenta de que eran muy buenos. Dos días después, ya que Khaty estaba instalada y en confianza con los niños, los señores Patinson, emprendieron su viaje y los niños se quedaron muy contentos con Kathy… Todo iba muy bien, hasta que un día se fue la luz y Kathy inmediatamente agarró una lámpara y subió con los niños, ahí se dio cuenta de que Yoseleen no estaba. Kathy tomó a Nelson de la mano y bajó a buscar a la niña. Al ver a Yoseleen se dio cuenta de que ella era quien había apagado la luz. La niña inmediatamente tomó un cuchillo y quiso matar a Kathy, ya que el día anterior la había castigado por golpear a Nelson con una piedra. Kathy de inmediato se dio cuenta de que tenía que detener a Yoseleen. Se la llevó a una cueva y le amarró las manos. Yoseleen cayó al suelo con los ojos todos blancos. Kathy sin pensar tomó a Nelson, quien se estaba muriendo de miedo, y lo sacó de ahí dejando a Yoseleen en la cueva. De repente Nelson sintió un golpe, se había caído de la cama, todo había sido un sueño, un mal sueño del cual daba gracias por haber despertado. Nelson corrió con sus papás, les dio un fuerte abrazo y les contó su sueño… Desde entonces Nelson no ha tenido más sueños como ese. Al menos hasta ahora… VERONICA DANIELA ENCINAS PEÑA 4to. A ESC. CUAUHTEMOC

9

EL ESPIRITU DE LA NIÑA. Había una vez una niña llamada María que tenía una casa grande; esa casa era de dos pisos, sus papás siempre la dejaban sola, pero su mamá no quería que María se subiera al último piso, porque ella era muy traviesa y se podía caer de una de las ventanas. Una noche su papás fueron a comer y la dejaron sola con una señora, esa noche se durmió la señora que la estaba cuidando y entonces María se imaginaba,… ¿Cómo sería el cuarto?... Hasta que se decidió a subir al último piso y abrió la puerta,….. ella pensó que era muy grande aquel cuarto; estaba lleno de muchos juguetes, entonces tomó unos patines y comenzó a pasearse, en un minuto María se cayó de una ventana y grito: ¡Ayúdenme! …..!Ayúdenme!.... Pero nadie la escuchaba y como no resistió más se cayó fue entonces cuando llegaron sus papás gritando: ¡María! …. María!.... –tal vez ya se fue a dormir, dijeron sus papás. -Vamos hacer lo mismo nosotros, dijo su mamá, después de no encontrarla se fueron a su cama. A la mañana siguiente los padres de María la estuvieron buscando, en todo el patio de su inmensa casa, ellos preguntaron a su vecina y ella les dijo que la habían desmayada en el piso y fue a tocarle la puerta pero no le habían abierto. Aquel día los padres de María quedaron con un trauma psicológico pues jamás volvieron a verla; aquella inmensa casa llena de lujos y riquezas quedó sola sin María, con tan solo un grito desesperado que se escucha todas las noches de una niña pidiendo ayuda a sus padres, -ayuda mamá…. – ayuda papá!..... Desde aquel día se quedó el espíritu de María en aquella casa y se cuentan historias y leyendas de “La casa de María”. PAULINA RAMIREZ GUARDIAN 5to. A ESC. CUAUHTEMOC

10

LA MIEDOSA. Había una vez una familia que vivía muy feliz en Monterrey; esa familia era muy unida, todos los domingos iban juntos a misa y después se iban a comer y a pasear al parque. Un día al papá le dijeron que lo tenían que transferir a la Ciudad de Colima para otro trabajos, ellos a la vez se alegraron mucho, pero a la vez se pusieron muy tristes porque tenían que dejar todo para irse. Semanas después ellos se fueron a Colima, llegaron a un hotel mientras encontraban una casa para quedarse. Un día que su papá regresaba del trabajo vio una casa que estaba en venta, se paró a observarla, a él le gustó pero pensó que tenía que verlo con su familia para ver si a ellos también le gustaba la casa. Al día siguiente toda su familia fue a ver la casa, a los niños les gustó porque estaba muy grande y tenía un patio muy grande donde podían jugar. Durante la semana todos fueron a limpiarla para que cuando llevaran todas las sus cosas nada mas las acomodaran cada una en su lugar. Meses después, en el cuarto de Alicia se empezaron a escuchar ruidos, el primer día que los escuchó ella salió corriendo al cuarto de sus papás y les comentó lo que había escuchado, sus papás la acompañaron a su cuarto para mostrarle que no había nada ni en el closet ni debajo de su cama. Ella más tranquila se volvió a acostar en su cama y se volvió a dormir, a las horas después volvió a escuchar ruidos, se levantó de su cama y empezó a ver debajo de su cama, con mucho miedo y casi llorando estaba buscando lo que le había asustado. Cuando ve debajo de su cama, en su closet y en el baño no encontró nada y se calmó un poco, bajó a la cocina por un vaso de agua y un poco de pastel. Cuando terminó se fue a su cuarto y se volvió a dormir. Al día siguiente se levantó, se baño y se fue a la escuela. En la tarde cuando llegó a su casa se fue a su cuarto y se puso a hacer su tarea escuchando música, y escucho un ruido, se quitó los audífonos y empezó a buscar otra vez pero no halló nada. En la noche volvió a escuchar el mismo ruido, se desesperó y no sabía qué hacer y siguió buscando debajo de todo, deshizo su cuarto para encontrar de donde venía ese ruido y al último, en una esquina de su cuarto, vio un agujero donde vivía un ratón y ese animal era el que hacia todos los ruidos, ella agarró al ratón y lo echó de la casa y así fue como se deshizo de todos los ruidos y ya volvió a dormir tranquila. LEONARDO LOPEZ TORRES

3ro.A

ESC. CUAUHTEMOC

11

EL NIÑO PERDIDO Había una vez un niño que estaba con sus amigos Héctor, Rodrigo, Angélica y Liz jugando a las escondidas en el bosque. Le tocaba contar a Liz, todos se escondieron, ya que Liz había dejado de contar fue a buscar a todos, encontró primero a Rodrigo y dijo Liz –un, dos, tres por Rodrigo. Volvió a encontrar a otro y dijo –un, dos, tres por Héctor. Y volvió a encontrar a otro y dijo –un, dos, tres por Angélica, pero no encontró a Héctor y le gritaban –¡ Héctor…… ¡ya sal de donde estés!,….. ya se hizo de noche. Cuando empezaron a buscarlo, empezaron a preocuparse porque no salía y le fueron a decir a su mamá mientras jugaba cartas con las mamás de los otros niños. Llegaron los niños asustados, le preguntó la mamá de Héctor a los niños: –¿ que tienen?.... Porqué están asustados? Rodrigo contestó muy asustado –Héctor se perdió – ¿Cómo? Dijo la mamá asustada; ….. estábamos jugando a las escondidas,….. cuando ya habíamos terminado….. le gritamos y no salió –¡vamos a buscarlo!.... dijo la mamá de Héctor. Mientras iban al bosque el niño Héctor estaba asustado porque tenía miedo a los ruidos que se hacían con las ramas al raspar a otra rama, con el viento, también tenía miedo a los búhos. Héctor estaba esperando que alguien llegara a rescatarlo; mientras caminaba se encontró una cabaña, fue a tocar y le abrió un viejito y le dijo: – ¿Qué tienes?....... ¿Porqué estás solo?...... Luis le contestó: – estoy perdido y no se por donde irme….. – puedes entrar dijo el viejito – bueno, le contestó Héctor. Cuando la mamá y los niños llegaron al bosque gritaron, lo buscaron y lo buscaron y no lo encontraron. Yasmín Guadalupe Arana Valenzuela 6º A Primaria Club de Leones.

12

LA BRUJA DEL PANTANO Había una vez en una ciudad muy pequeña cerca de un pantano que casi toda la ciudad decían que había una bruja que vivía en una cabaña. Un día a los ni��os del grupo de tercero, su maestra les dio un papelito para que les pidieran a sus papás que si podían ir a un campamento el día sábado en la mañana, ¡claro que sus papás los dejaron ir!. El día sábado todos los niños ya los habían subido al camión mientras que los niños iban dormidos, el camino se hacía más angosto. Ya un poco lejos del pueblo pasaron por el pantano donde vivía la bruja; el señor que conducía iba conduciendo muy bien cuando de pronto se les apareció la bruja e hizo un hechizo que hizo que el camión se descontrolara. La bruja desapareció y los niños y el autobús chocaron con un árbol, el camión se quedó sin gasolina, no hubo más opción que quedarse en el campamento Cerca del pantano. Los niños estaban muy asustados porque ya se hacía de noche y tenían miedo de que se les volviera aparecer la bruja y les hiciera algo. La fogata ya estaba hecha, las casas de campaña también ya estaban listas y los niños tenían hambre pero por suerte, tenían comida, estaban comiendo cuando terminaron, se durmieron. Pasaron días en el pantano, los papás de los niños estaban muy preocupados y todos los papás se reunieron para buscarlos, caminaron buen rato pero no los encontraron. Después de un rato de tanto caminar se sentaron mientras ellos descansaban, los niños que y estaban en el pantano tantos días, la vieja bruja se les apareció y convirtió a muchos niños en ranas para alimentarse, ya que ella iba a convertir a los que faltan en ranas. En eso llegan sus papás con palos y muchas cosas más, la golpearon hasta cansarse pero no pudieron matarla, así que la bruja hizo un hechizo para todos y a todos los niños y papás convirtió en su cena y colorín colorado este cuento se ha acabado. JESUS RAMON HERNANDEZ CORONADO ESC. CLUB DE LEONES

4TO. A

13

LOS TRES LOBITOS Y EL COCHINITO FEROZ Había una vez en un bosque muy lejano pero muy lejano tres hermosos lobitos, el más grande se llamaba Lobón, el mediano Lobo y el chiquito Lobito, vivían tan felices con sus padres que eran bonachones y simpáticos, amados por todos los animales del bosque, excepto por el cochi gruñón llamado Non, un puerco tan gordo y tan malo que odiaba a todos los animalitos y también a todas las animalitas del bosque, siempre andaba sucio, hambriento y lleno de odio sobre todo a cualquier animalito que mostrara ternura, por lo tanto tenía en la mira a los más tiernos y cariñosos animalitos del bosque, …. Los tres lobitos. Se dedicó durante algunos días a espiarlos, sobre todo cuando éstos iban a la escuela, cantando alegremente canciones que sus papás les habían enseñado en su más tierna infancia. Un día, cuando los padres salieron de viaje de negocios no sin antes hacerles las recomendaciones pertinentes que todo buen padre preocupado por el bienestar de sus queridos hijos debe hacer: ---No platicar con extraños,….. no abrirle la puerta a cualquier extraño, ….no abrirle la puerta a cualquier persona, …… no jugar en el bosque hasta muy tarde, ……bañarse y cepillarse los dientes antes de ir a la cama y desde luego, ….. pensar cosas bonitas antes de dormir. Enterado el cochi Non de la ausencia de los padres de los lobos, decidió por fin poner en práctica el macabro plan que durante tanto tiempo había estado fraguando ¡DEVORAR a los tiernos y muy jugositos lobitos!, ya que durante todo el tiempo de su vigilancia había olvidado incluso hasta comer; por lo que aquella tarde se acercó cuidadosamente hasta el jardín en donde los lobitos, siguiendo las indicaciones de su mamá, …… estaban regando las flores del jardín, ….. limpiando la fuente en la que nadaban alegremente algunos pececitos de colores, el más pequeño de los tres que era el más lindo y cortes cantaba así: - ….yo soy lobito y riego las flores, …… pues son muy lindas, …. son mis amores…y así cantando esta bonita y alegre canción, caminó distraídamente hasta llegar al borde del cerco justo bajo un manzano en el cual se encontraba escondido el cochi Non, acechando para atacar al pobre lobito, cuando salto para atraparlo, Lobito se había agachado para oler una flor, lo que provocó que el cochi Non se fuera de largo y se estrellara contra una roca y rodara hasta unos arbustos espinosos que servían de madriguera a una hermosa y linda familia de zorrillos, mismos que al escuchar los gruñidos 14

de furia y frustración del cochi Non lanzaron hacia él chorros de su fragancia favorita llamada PI-PI CHANEL, fragancia que desagradaba a cochi Non, quien corrió despavorido tratando de quitarse tan agradable fragancia hasta parar en el río más próximo, al que se lanzó sin pensarlo dos veces. Al día siguiente se levantó con un apetito feroz, puesto que el día anterior solo había recibido sustos y golpes, sale de su casa dispuesto a terminar lo que inicio el día anterior, atrapar a los lindos lobitos, se encamina decidido así la casa de los lobitos a la que se acerca con mucho sigilo. Desde su escondite puede observar a los tres lobitos realizando las tareas que a cada uno le correspondía hacer ese día, el más grande de ellos, Lobón barría el interior de la casa, Lobo el mediano de ellos limpiaba las ventanas con esmero y Lobito que era el menor de ellos, se encaminaba hacia la fuente con un balde en la mano para llevar agua a su hermano y terminar pronto las tareas del día. Al terminar salieron a jugar al bosque donde el cochi Non había plantado varias trampas para así poder atraparlos de una vez por todas, los tres lobitos jugaban, corrían y cantaban, tan distraídamente que se acercaron a una de las trampas, lo que provocó gran alegría en el cochi Non, estaba tan desesperado por verlos atrapados que se lanzó intempestivamente, así el cayó en su propia trampa; un barril lleno de lodo cayó sobre el dejándolo ciego momentáneamente lo que provocó que cayera en la siguiente trampa la cual era un pozo lleno de ramas espinosas de la cual ya no pudo salir, en todo esto los tres lobitos corrieron hasta su casa donde sus papás ya los estaban esperando. Al darse cuenta que estaban ahí les contaron todo lo que les había sucedido durante su ausencia, al saberlo, los padres lobos decidieron dejar por esa noche al cochi Non adentro de la trampa acordando sacarlo al siguiente día, después de reunir a los pobladores del bosque, haciéndole prometer que no se acercaría a ellos, que se iba a bañar y tendría que ponerse a trabajar honestamente como todos. Diego Fernando Terriquez Méndez Club de Leones. 6to. “A”

15

CUANDO YO NACI Yo, Monserrat Macías Corona, nací en San Luis Río Colorado Sonora, nací del estómago de mi mamá Claudia. Ahora ya tengo seis años y crecí mucho. Cuando esta chiquita compramos la casa en la que vivimos, donde somos felices. Ahora voy a la escuela, he aprendido muchas cosas con mi maestra, ya se leer y escribir. Cuando estaba en el kínder me gustaba jugar mucho con mis compañeros, ahora sigo teniendo muchos amigos con los que también me divierto. Cuando sea grande, me gustaría ser una doctora para poder ayudar a las personas y que nunca haya nadie enfermo.

Montserrat Macías Corona. Prof. Graciano Sánchez Romo. 1ro. “A”

16

PERDIDAS EN LA PLAYA. Había una vez un niño que se llamaba Pedro, el tenía una hermana que se llamaba Yolanda. Un día fueron a la escuela y a sus papás les enseñaron las calificaciones, sus papás dijeron –muy bien, ahora es verano, vámonos a la playa- ¡Si! –…..Dijeron los niños, empacaron y se fueron. Una vez que estaban allá, miraron el paisaje, había una torre pero se miraba muy lejos y Pedro dijo: – miren la torrecita, ….. yo quisiera subir allá, – …no hijo – ….dijo su papá - …. es muy peligroso, ¡ hay lobos allá! ¿ Lobos ? - … Me encantan los lobos, - … voy a subir - … hijo, …. ¡ Ven a bañarte!. Se estaban bañando en la playa cuando los padres decidieron ir por golosinas, Pedro le dijo a Yolanda: – ….subimos a la torre -…. no – dijo Yolanda –…. es peligroso –…. ahí no nos va a pasar nada –dijo Pedro –bueno –dijo Yolanda. Subieron y salieron lobos –¡ corre !- dijo Pedro – los lobos hablaban dijeron los lobos: – ¡corran!, ¡no dejen que huyan! -. Pedro y Yolanda corrieron tanto que se perdieron, Pedro tenía una brújula, la puso en el suelo y la manecilla se movía. Dijo Pedro: –hay que bajar, … para allá está el norte- llegaron a la playa llorando. Pedro le dijo a su papá –no me volveré a ir a ninguna parte sin tu permiso, perdóname –claro que te perdono –dijo el papá –lo importante es que aprendiste la lección –te quiero mucho papá – yo también hijo.

Julia Stephany Rojas Lugo. 6º B ESC.: Profr. Graciano Sánchez Romo.

17

LA MUÑECA VIEJA. Había una vez una niña de pelo rojizo y carita pecosa que tenía una muñeca llamada Fifi, con la que jugaba siempre, todos los días. Un día, su mamá estaba limpiando la casa, mientras la niña se encontraba en la escuela estudiando y al entrar al cuarto de su hija, la señora empezó a tirar las cosas que ya no servían. Su mamá pensaba que se hija ya estaba grande para jugar con la muñeca y que además esa muñeca ya estaba muy vieja y sucia, que ya no servía por lo cual la metió adentro de una bolsa con basura y la arrojo afuera de la casa. Al regresar de la escuela la niña miró que su cuarto estaba muy limpio y entonces busco a su muñeca, al no encontrarla le preguntó a su mamá por ella: - Mamá, donde está Fifí ? - Tiré a la basura tus juguetes viejos, esa muñeca estaba muy sucia y vieja. La niña se puso muy triste y lloró por su muñeca, pero cuando se asoma por la ventana ve que otra niña está sacando de la basura sus juguetes y se da cuenta que ahí estaba su muñeca, sale corriendo pero no la alcanza La niña que había tomado la muñeca de la basura era muy mala con sus juguetes, pues lo que hizo con Fifi fue cortarle el pelo y de tanto jalarle la cabeza, le destruyó su cuerpecito a la muñeca y ya no quiso jugar con ella y la volvió a poner en la basura, entonces la niña se da cuenta de que su muñeca otra vez estaba en la basura. Entonces sale rápido de su casa y recoge a su muñeca, la baña, le pone ropa limpia y la cose nuevamente, se pone contenta y feliz por tener otra vez a su muñeca. Su mamá se pone feliz al ver a su hija otra vez jugar con su muñeca y verla contenta. ALUMNO: Luis Donaldo Romero Fuentes GRADO Y GRUPO: 5º A ESCUELA: Esc. Plutarco Elías Calles.

18

EL NIÑO PRESIDENTE Había una vez un niño que le gustaba estudiar, el problema era que vivía en un pueblo muy pobre. Al niño todos los días le gustaba leer y ponerse a estudiar. A los pocos años ese niño creció pero siguió estudiando, cuando tenía 16 años se interesó en un trabajo el cual era licenciado del Presidente, luchó y luchó hasta que pudo lograr su meta, él siempre soñaba que era el Presidente hasta que logró, él como era muy inteligente, a los 20 años se acordó de ese pueblo donde vivía, entonces fue y pensó en todos los niños que no podían estudiar y mandó hacer 15 escuelas en ese pueblo, todos los niños se pusieron muy contentos y se fueron a la escuela y el niño que era estudiante, ahora es un mejor Presidente. Este cuento es muy importante para los niños que estudian, porque si tienen un sueño de ser alguien en la vida, tienes que poner mucho empeño y algún día lo serán, no lo olvides,

F I N

Bibiana Noemí Méndez Marmolejo. 4to. B Esc. Aurelio Rentería Flores.

19

LA BIBLIOTECA ENCANTADA. La aventura de Diana. Era una noche oscura, cuando de repente una luz cayó del cielo y cayó en una biblioteca; por la mañana siguiente una niña llamada Diana fue a la biblioteca para terminar un proyecto, cuando ella entró se sorprendió mucho, los libros volaban, hablaban y tenía magia. De repente, los libros cargaron a Diana y la llenaron de conocimiento hasta que dio un fuerte grito –aaaaaahh, ¿cómo ustedes los libros vuelan, hablan y hacen trucos mágicos? –dijo Diana. Uno de los libros respondió, lo hacemos por que por la noche cayeron rayos negros y blancos, a nosotros nos cayó un rayo blanco pero a uno de terror le pegó un rayo negro y ahora es muy malo y nos quiere destruir, --Por favor, niña, ¿nos podrías ayudar? Dijo el pobre libro, Diana se quedó pensando y dijo: –los ayudaré, será una gran aventura para mí, me divertiré y los ayudaré a volver a la normalidad, ayúdenme a estudiar para convertirme en doctora –dijo Diana –¡por supuesto! ¡es una gran idea la de ayudarte y de que nos aproveches!. Al día siguiente los ayudó y le dieron las gracias por su gran valentía todos los libros. F I N

Mirian Guadalupe Martínez Heraldes 5to. A Esc. Aurelio Rentería Flores.

20

LA AVENTURA DE LA PERRITA Una vez una niña y su perra que se llamaba “Coyota” fueron a jugar al parque. De repente pasó un camión y se bajó un señor que atrapó a la perrita y se la llevó a la perrera. Cuando llegaron a la perrera, el señor encerró a la “Coyota” en una jaula. Allí se quedó muy asustada la perrita y después se escapó antes de que los dueños vinieran por ella. La perrita caminó lejos, muy lejos y nunca volvió a la casa de la niña.

ALUMNO: Angélica Guadalupe Casillas Ayala. GRADO Y GRUPO: 1º A ESCUELA: Benito Juárez

21

ÉRASE UNA VEZ:

Una Soñadora que deseaba mucho ser una diseñadora, todo el tiempo se la pasaba dibujando ropa para muñecas compraba telas para hacer ropa para ella misma e incluso para sus barbies:

Hasta que un día…

Al cumplir los quince años de su vida, había creado muchos diseños, pero había uno especial que dibujo solamente a sus diez años, cada año ese diseño tan impresionante, lo iba modificando: cada mes, cada año, cada semana, dependía de las ideas con que amanecía.

Ese diseño fue tan sorprendente que tuvo mucho éxito a los 20 años, fue cuando se hizo muy famosa; viajaba mucho y conocía a muchos diseñadores, su sueño se había hecho realidad. Pero solamente era eso un sueño, y ella se decepcionó mucho, al saber que era un sueño.

Pero aprendió algo: “Nunca hay que dejar de soñar y caminar hacia el futuro”

Alumna: Jannet Sabina López Espitia. Grado: 6º “A” Escuela: Colegio Kino.

22

LAS NOTAS MUSICALES.

Había una vez, una niña llamada Diana, esta niña vivía con su mamá llamada Victoria. Solo eran ellas dos, ya que el papá de Diana había fallecido en un accidente automovilístico y tenían parientes muy lejanos y además Diana era hija única. Esta familia tan pequeña era muy pobre, ya que Victoria era costurera y con lo que ganaba (que era muy poco) apenas les alcanzaba para alimentarse. Diana a pesar de que era una niña muy pobre estaba rodeada de cariño, era responsable y muy buena persona, ella también tenía sus propios sueños, ella quería ser una gran cantante, pero ella no se dio por vencida, y un día inventó una canción hasta muy tarde, y al final del día estaba muy cansada, pero muy alegre se fue a dormir. Esa noche ocurrió el hecho más extraordinario que cambiaría la vida de Diana; las notas musicales de la canción de Diana, recobraron vida y por arte de magia aparecieron más canciones. A la mañana siguiente, aquella niña se extrañó mucho pero a la vez se alegró, así que empezó a cantar en público, hasta que un autor la escuchó y la ayudó a convertirse en una gran cantante como ella lo había soñado, ayudando a salir adelante a su mamá, pero Diana nunca supo de la ayuda recibida por las notas musicales.

FIN.

ALUMNA: KARIN MONTIEL LOPEZ. GRADO: 6º “A” ESCUELA: COLEGIO KINO

23

NIEVE EN PRIMAVERA.

Cuando llegó la primavera, toda la gente de Tlaxcala se alegró, los niños jugaban en el patio de su casa y las mujeres trabajaban en sus casas, todos estaban muy contentos por la llegada de la primavera. Cuando empezó a oscurecer todos estaban muy contentos porque iba a haber una fiesta por la llegada de la primavera. Todos traían trajes de fiesta y andaban muy felices. De pronto una bola de nieve cayó en la cabeza de un niño y pronto alertó a todos. La gente quería saber de dónde venía la bola de nieve, vieron que caía más nieve pero venía de lado. Al final, después de seguir el camino de donde venía la nieve supieron que venía de un carro de helados y todos empezaron a reír. El señor de los helados dijo que el carro se había salido de control y no podía controlarlo. La policía no tardó en llegar a donde estaba el carro de las nieves y se expusieron a discutir con el encargado de las nieves, él explicó que no podía controlarlo. La gente dijo que dejara que siguiera cayendo nieve, así que la policía no tuvo otra opción. La gente estaba muy contenta porque nunca habían tenido una fiesta en la nieve. De repente el señor dijo que se iba a terminar la nieve, toda la gente se puso muy triste pero dijo el señor que podían hacer una alberca con la nieve, los niños se pusieron a hacer una, cuando acabaron la llenaron de agua y todos se pusieron muy felices. Ahora el señor de las nieves es muy conocido por todo Tlaxcala.

ALUMNO: Fernando García Hernández. GRADO Y GRUPO: 4º A ESCUELA: Benito Juárez

24

LA MONEDA MAGICA.

Había una vez un señor llamado José que un día iba caminando por el bosque y se encontró una moneda y dijo “que suerte tengo”. Iba feliz y se le cayó la moneda, y de ella salió un robot, entonces José le dijo: “no me ataques” y recogió la moneda, entonces la moneda absorbió al robot, José se fue a su casa. Al día siguiente salió a la tienda y otra vez se le cayó la moneda, esta vez salieron de ella robots, lagartos, dinosaurios y muchos seres que quisieron atacar a José, pero él tomó a tiempo la moneda y los seres desaparecieron.

Un señor que vio lo que pasó le dijo ¡te la compro! ¿En cuánto me la vendes? -¡Nunca la venderé! –dijo José.

El señor insistió tanto que al fin José se la vendió en 100 dólares y se fue muy feliz a comprar las cosas que necesitaba.

ALUMNO: Ángel García Hernández GRADO Y GRUPO: 2º A ESCUELA: Benito Juárez

25

EL LEÓN Y EL RATÓN.

Había una vez un ratón que caminaba por la selva cuando un león lo atrapó y se lo quería comer; pero el ratón le suplicaba que no se lo comiera que el podía ayudarlo algún día, el león se rió y al poco rato el león cayó en una trampa y el ratón pasó por ahí y empezó a roer las sogas hasta que lo liberó. Desde entonces son buenos amigos.

ALUMNO: Mónico de Jesús GRADO Y GRUPO: 1º ESCUELA: Lorenzo Chan Be

26

LAS TRES HADAS.

Había una vez tres hermosas hadas, una se llamaba Hada Mayor, la otra se llamaba Ede la Mediana y la más pequeña se llamaba Idi; cada una de ellas decidió hacer su propia tienda de varitas mágicas. Una señora muy rica fue a la tienda de Idi pero le advirtió que si sus varitas no cumplen mi deseo, te derrumbaré tu tienda, entonces Idi le dijo: está bien, pero su varita no pudo cumplir su deseo porque no tenía magia suficiente, y no cumplió el deseo de la señora. La señora derrumbó su tienda y fue a la tienda de Ede y le advirtió que si sus varitas: -- no cumplen mi deseo, te derrumbaré tu tienda, entonces Ede le dijo –está bien- pero las varitas tampoco cumplieron su deseo y la señora también derrumbó la tienda de Ede, después fue con la otra hada y las varitas de ella sí pudieron conceder su deseo porque tenían magia suficiente porque la señora quería SER BONITA Y JOVEN PARA SIEMPRE.

ALUMNO: Brenda Yosseline GRADO Y GRUPO: 2º ESCUELA: Lorenzo Chan Be

27

EL CASTILLO ENCANTADO.

Un día una niña llamada Verónica platicó en su escuela que un castillo embrujado había en las montañas y todos los niños y niñas le dijeron que no le creían y en eso el maestro les dijo que se inscribieran en un campamento que haría la escuela y el que quisiera ir que se anotara. Cuando fueron al campamento, estaban buscando con lámparas un lugar para establecerse en las montañas y encontraron uno en el cual se quedaron. Al día siguiente, cuando amaneció, al ir bajando la montaña se perdieron y no sabían dónde estaban y el maestro buscó en su mochila un mapa para poder regresar a su casa. Siguieron caminando y se toparon con el castillo embrujado y la niña les dijo -¡Este es el castillo embrujado! Y todos contestaron que no le creían, después entraron al castillo, lo limpiaron y se metieron a un cuarto, al recorrer todo el castillo se iban a salir, pero se cerró el castillo y todos gritaron -¡ayuda! Y se quedaron atrapados dentro de él. A los dos días los policías buscaron en la montaña y ellos también vieron el castillo y escucharon que había gente dentro y trataron de abrirlo, los policías les decían que no tuvieran miedo y utilizaban diferentes cosas para tratar de abrir la puerta, hasta que agarraron un enorme tronco y la pudieron abrir. El maestro dijo que a cada niño lo llevaran a su casa, al dia siguiente en la escuela, el maestro les pidió a los niños que escribieran lo que habían aprendido en el campamento y los niños escribieron lo que les había sucedido en el castillo.

ALUMNO: Jéssica Janeth GRAD: 3o ESCUELA: Lorenzo Chan Be

28

EL PERDÓN

Había una vez una niña llamada Laura que era muy pobre, entró a la escuela y conoció a los compañeros, pero había un grupito de niñas malas que la discriminaban porque no tenía dinero y porque estaba fea.

Un día hubo un baile en la escuela y Laura ya tenía dinero ahorrado para comprarse un vestido bonito. Pero María y su grupito se dieron cuenta de que lo había comprado y quisieron echárselo a perder para que no fuera a la fiesta. Tuvieron la idea de ir a su casa y manchárselo de pintura, pero ese día Laura estaba tan emocionada que no iba a dormir. María entró a su casa en la noche pero Laura estaba despierta y se dio cuenta que entró alguien, fue a asomarse a ver que había y las vio y les dijo que si que hacían y le dijeron que le querían arruinar el vestido, entonces ellas le pidieron perdón,

Laura las perdonó y les dijo que no lo volvieran hacer. Ya que fue al baile Laura se miraba de maravilla, que ha María se le cayeron los ojos, se hicieron mejores amigas por siempre.

ALUMNA: DANIELA POZO GARCIA GRADO: 5º “A” ESCUELA: COLEGIO KINO A.C.

29

ZONA ESCOLAR No. 32

ESCUELAS

LIC. ADOLFO LOPEZ MATEOS LIC. ADOLFO LOPEZ MATEOS No. 2 PROFRA. EVA SAMANO DE LOPEZ MATEOS PROFRA. EVA SAMANO DE LOPEZ MATEOS No. 2 JUAN G. CABRAL

30

EL SUEÑO DE JUANITO

Había una vez………

Un niño que se llamaba Juanito, vivía en una familia muy pobre. Constantemente le decía a su mamá que cuando el creciera viajaría y conocería muchas partes del mundo. La señora como lo veía muy entusiasmado cada vez que le comentaba eso, lo animaba y le decía que para cumplir ese sueño tan bonito e interesante, él debía estudiar mucho. Fue pasando el tiempo y Juanito siempre sobresalió en las escuelas por ser un excelente alumno ya que siempre recordaba lo que su mamá le decía. Al final, cuando se hizo una persona adulta y terminó sus estudios, obtuvo un trabajo en el que tenía que viajar a muchas partes del mundo, fue entonces cuando se le cumplió lo que por años había deseado.

FRANCISCO JAVIER REY ALMADA 2DO. GRADO A ESC. LIC. ADOLFO LOPEZ MATEOS No. 2

31

LOS PINGÜINOS QUE TENÍAN FRÍO Érase una vez dos pingüinos que vivían en el Polo Norte. Ellos siempre estaban metidos en su casa porque eran muy friolentos y sus amigos no podían creer que siempre tuvieran frío. Un buen día salieron a dar un buen paseo y vieron un barco muy grande. Atraídos por la curiosidad se lanzaron al agua y se acercaron mucho al barco. Resulta que el barco era pesquero y cayeron atrapados en las redes. Sin darse cuenta, los marineros los metieron a la bodega del barco. Una vez que llegaron al puerto, los pescadores empezaron a descargar el pescado, ¡ y fue cuando se dieron cuenta de que allí estaban los dos pingüinos muy asustados!. Por cierto los pescadores decidieron llevarlos al zoológico de la ciudad, les hicieron un espacio encantador, los alimentaron y les hicieron una casita muy bonita. Por fin nunca más iban a tener frío, y desde luego…… Vivieron muy felices.

Paola Teresa Pérez Ríos 6to. Grado. A Esc. Lic. Adolfo López Mateos No. 2

32

LOS GIRASOLES Una vez nació un girasol en medio del campo, y vio que a cierta distancia había otro girasol, solito como él. – Me aburro tanto, dijo el primer girasol. – si estuviéramos más cerca podríamos ser amigos. -Estoy tan triste,

dijo el segundo.

Si nos hubieran plantado cerca uno del otro podríamos conversar y entrelazar nuestras raíces. Y entonces apareció una abeja. Se paró encima del primer girasol y aprovechó para decirle: - Oye, abejita, ¿Quieres hacerme un favor? - bueno, dijo ella, - dile al girasol que está allá, que le mando saludos y que tenga buenos días. La abeja voló y se paró encima del segundo girasol y le dio el mensaje que le había mandado el otro girasol. Los girasoles se siguieron mandando recados durando todo el día, hasta que la abeja cansada, tuvo que volver a su colmena. La sequía dio muerte a los dos girasoles, pero los dos, al morir, inclinaron sus tallos haciéndose un último y cariñoso saludo.

Teresa Isabel Reyes Hernández 3ro. A Esc. Lic. Adolfo López Mateos No. 2

33

EL DIARIO DE UNA PRINCESA ME LO DIJO TODO El año pasado vivía en una casa de en sueño, era tan grande casi un castillo, allí solo viví 2 años en la bella casa de México pero transfirieron a mi papá a otra ciudad, y sabía que era un largo viaje. Faltaban 2 semanas para mudarnos, mamá, papá y mis hermanos ya habían empacado mientras yo apenas buscaba mis maletas en el sótano, casi terminé de empacar, cuando me di cuenta de que ocuparía otra maleta, bajé nuevamente, pero esta vez con mis dos perros detrás. Al abrir la puerta mis perros entraron corriendo hicieron un desastre, al recoger encontré mi maleta, pero al levantarla miré una pequeña libreta con un candado, yo sabía que eso era privado pero la curiosidad me comía, así que fui al cuarto de mi hermano y saqué una de sus pinzas y rompí el pequeño candado

y a leer “querido diario hoy fui a caminar con mi

hermano y más tarde iremos a cabalgar”. Me di cuenta de que era el diario de una niña, como de mi edad, estuve leyendo durante15 minutos pero mi hermano me interrumpió, era hora de cenar. Al terminar la cena le pregunté a mi hermano que si sabía como averiguar quien había vivido antes que nosotros “la Internet” el me respondió.

Me pasé un buen rato buscando información hasta que

encontré, que una familia real por allá en los años que llegaron los españoles, a México era una de las familias españolas más ricas, los papás y 3 hijos, entre ellos una hija de 8 años que era la menor, el hermano mayor y la mediana, y el hijo mayor y la hermana de 8 años eran inseparable, pero un día pasó lo peor, los franceses atacaron a la Nueva

34

España y el hijo mayor murió en batalla, la familia quedo destrozada. Años después la madre también muy querida por los habitantes del pueblo porque era muy buena, fue al bosque a buscar plantas medicinales, pasaron las horas pero no regresó. El esposo devastado dejó la casa con sus dos hijas sin decir nada al pueblo. Los aldeanos enojados porque la familia se fue, destruyeron los jardines enormes de esa casa, excepto una fuente que estaba en honor al hijo asesinado. Pasaron casi 15 años sin que nadie entrara a la casona pero una persona muy amiga de esa familia se atrevió a entrar, al ver ese jardín tan horrible, comenzó a recordar

como era antes, tan hermoso y limpio,

pasaron 2 días y los aldeanos vieron que entraban y salía, uno de los aldeanos al ver al hombre tan atareado decidió ayudarlo para reconstruir lo que alguna vez fue hermoso –empezaron a trabajar más y más y todo el pueblo se unió y se dieron cuenta de que dejar en pie el altar del joven inspiró a todos a ayudar. Quedando la casa preciosa como lo es ahora. Yo sabía que algo muy inusual e importante tenía este hogar. ¡Que emocionante! –pensé- y que familia tan unida, bueno me duele dejar este lugar y más ahora que conozco su historia, pero esto me ayuda a valorar más a mi familia y permanecer unidos siempre pase lo que pase. FIN ESCUELA: “Eva S. de López Mateos” ALUMNO: Samantha Ceceña López GRUPO: 6”A”

35

EL NIÑO Y SU CABALLO

Este era un niño llamado Panchito que vivía en una casita muy pobre en la ciudad de Guadalajara. Un día caminando por el campo de repente miró algo qué venía corriendo se escondió atrás de un árbol miró que era un potrillo y venía herido, en eso se le acercó, lo atrapó y lo llevó a su casa y le dijo a su abuelo lo que había encontrado y comenzaron a curarlo, su abuelo era un campesino ya mayor que cuidaba de Panchito al igual que su abuela. Todos los días al salir de la escuela llegaba a su casa y le decía a sus abuelos que al rato regresaba que iba a llevar al potrillo al campo. Al paso de los años el potrillo creció y se convirtió en un caballo hermoso y en el mejor amigo de Panchito. Un día escuchó en el radio viejo de su abuelo que habría una competencia de carreras de caballos dentro de 15 días en el rancho de don Ramón, la persona mas rica de la región. Para la competencia era necesario un buen caballo y un buen jinete. El premio era mucho dinero, Panchito nunca había soñado con tanto dinero, feliz entreno a su caballo llamado “el Chuma”. Todos los días él y su abuelo, llevaba a los campos a entrenar. Hasta que llegó el día de la carrera, Panchito se puso su mejor ropa y sus abuelos se prepararon para ir con Panchito, pasaban de las12 cuando llegaron Panchito y sus abuelos, la carrera empezaría a la 1 de la tarde la gente se empezó a reír “del chuma”, porque estaba un poco flaco y tenía una gran cicatriz en la pata, se enfilaron los caballos eran 4 caballos mucho mas grandes y bonitos que “el chuma”, de repente se abrieron las 36

puertas

y salieron todos los caballos, pero Panchito y “el chuma” se

quedaron muy atrás, cuando Panchito se dio cuenta que iba en el último lugar se puso muy triste y empezó a decirle al chuma que por favor hiciera su mejor esfuerzo porque si ganaban iba a tener su propio corral y mucha comida, entonces “el chuma” empezó a correr como si tuviera alas y ya casi llegando a la meta “el chuma” alcanzó a los demás caballos y ganó el primer lugar, nadie podía creer que a aquel caballo y aquel niño tan pobre hubieran ganado la carrera, los abuelos de Panchito estaban felices y no lo podían creer.

Panchito cobró su gran premio y con eso se compró un pequeño rancho para sus abuelos y “a chuma” le compró una gran caballeriza y vivieron muy felices para siempre.

FIN

ESCUELA: “Eva S. de López Mateos” ALUMNO: Marlon Said Olivas Constantino GRUPO: 3”B”

37

TUISLEGUMDRUM, UN PLANETA DE FANTASIA

Tuislegumdrum es un planeta en donde se divierten los niños y hacen juguetes para que otros niños, como los de la tierra también se diviertan. Para ser un Drum (son las personas que hacen los juguetes), tienes que ir a fiestas, parques, jugueterías y a todos los lugares donde los niños se divierten, como lo hicieron Hill, Jan y Gina, unos auténticos Drums.

En la tierra vivía un niño llamado Charlie, era un niño muy alegre y muy inteligente, cierto día jugaba en el patio de su casa y vio un enorme hoyo, entonces decidió meterse en el, bajó durante un buen rato y se dio cuenta de que no era un hoyo en la tierra, sino ¡un hoyo en el espacio! Y Charlie sorprendido exclamó: --¡Que lugar tan sorprendente! ¿En dónde estaré? Entonces lo recibieron Hill, Jan y Gina y le explicaron que había llegado a Tuislegumdrum, un planeta de fantasía, y que estaba ahí porque era el elegido para hacer un examen a la fabrica. --¿Yooo? Pero… ¿Por qué yo? –Preguntó Charlie. --Porque todavía crees en duendes, como nosotros – dijo Gina. --¡Oh que interesante!, esta bien –dijo Charlie, lo llevaré entonces a niñolandia, niñalandia, guardería, bodega, chistes e infantilería.

38

--Todo está muy bien ---dijo Charlie—pero ya me tengo que ir. — En eso llega letra, quería poner un (punto), es decir una bomba. Letra venía del planeta escuela y quería destruir al planeta Tuislegumdrum porque odiaba a los niños, pero Hill, Jan Y Gina y ahora Charlie no lo permitirían. Letra les lanzaba lápices, sacapuntas, borradores, pegamento, tijeras y reglas. Ellos, por su parte le lanzaban pinturas de niños, pero letra se hizo más grande, le lanzaron carritos y letra lo uso de patines, casi se rendían cuando Gina se resbaló y cayó en una regla gigante junto a un borrador muy grande, Hill, Jan y Charlie se dieron cuenta, le tiraron con el borrador y letra se borró, entonces felices se abrazaron porque ya nunca mas iban a ver una letra ni nada de su planeta. Pero al poco tiempo se dieron cuenta de que necesitaban a Letra para escribir unas instrucciones de unos juguetes, así que muy preocupados no sabia que hacer. ¡Ya se!—dijo Charlie—sacaremos las manchas del borrador y trataremos de unirlas, de esa manera formaron de nuevo a Letra y le pidieron disculpas, pero también le pidieron que ya no odiara a los niños, que los niños la necesitaban, prometemos no borrarte nunca mas dijo Hill, y yo prometo no hacerte malas caras en mis libros de la escuela dijo Charlie.

Está bien, creo que son sinceros y me han dado una gran lección, porqué yo los odiaba sin conocerlos, yo prometo ayudarles a escribir las instrucciones y todo lo que ustedes necesiten para comunicarse. 39

A Charlie y a Letra les dieron un hermoso premio, a Charlie por el examen de la fábrica le dieron una esfera transparente en la que solo el podía ver el planeta de fantasía llamado Tuislegumdrum, y a Letra por trabajar para ellos. Cuando Charlie despertó, volteó y vio con asombro una esfera en su buró ahí podía ver un mundo de fantasía, quizás un planeta llamado Tuislegumdrum.

FIN

ESCUELA: “Eva S. de López Mateos” ALUMNO: Gema Larissa Rascon Ibarra GRUPO: 5”B”

40

LOS PIRATAS

Hace tiempo existieron unos

señores que les llamaban piratas,

andaban de un lugar a otros en sus barcos buscando oro y tierras nuevas. En cierta ocasión navegando observaron algo a lo lejos, y gritaron: ¡TIERRA!

¡TIERRA! , tocaron tierra, se quedaron un tiempo en esa isla,

por lo cual se dispusieron a armar sus tiendas y sus cocinas provisionales para poder estar un poco más cómodos. Dos de ellos se fueron a buscar en la isla algún tesoro, caminaron mucho y para sorpresa se encontraron con otra persona y les dijo: ¿Qué hacen aquí, y ellos le contestaron: Hemos estado buscando oro. Siguieron caminando ahora los tres y encontraron una cruz roja, creyeron que era una señal, comenzaron a escarbar y escarbar, hasta que tocaron algo duro, ……era algo bueno …. ¡ un cofre!!!!!. Lo sacaron, lo abrieron, observaron con sorpresa y ¡SOMOS RICOS!,

dijeron:

¡SOMOS RICOS!,

se compartieron el oro y se fueron por donde llegaron

cada uno. Muy contentos compartieron con sus compañeros de barco las riquezas, y luego se fueron a otra isla a buscar otra vez lo mismo, ¡ otra vez oro !. FLAVIO NOGALES 5to. B ESC. JUAN G. CABRAL.

41

LOS PIRATAS DE 1850

En 1850, una embarcación rusa navegaba sobre mares piratas , llevaban mucho dinero, vieron a los piratas, huyeron, pero los piratas los alcanzaron, los rusos pelearon con valor pero de todas formas los piratas tomaron presos a los rusos. Tiempo después los piratas iban navegando, algo extraño se veía a lo lejos, se acercaban más y más, y ya no pudieron dar marcha atrás, ¡ era una enorme serpiente! , no pudo hacer nada el capitán, por más que movió el timón, la serpiente volteó el barco pirata, lo destruyó, casi todos perecieron, Solo el capitán sobrevivió, y decidió luchar para llegar a tierra firme.

RONALDO DIONICIO GONZALEZ 5to. A ESC. JUAN G. CABRAL

42

LOS TRES DESCENDIENTES Hace muchos años en una ciudad muy bella existió un reino llamado COSTA LUNA con un rey llamado Jeremías. El rey Jeremías tenía tres hermosos descendientes, a los cuales puso por nombres Jesús, Tomás y Francisco, ellos crecieron sin problema alguno, con las comodidades de los príncipes, eran humildes y serviciales con la gente del pueblo, asistían constantemente a reuniones sin ser arrogantes y eran muy queridos por todos los habitantes, el rey los mando llamar porque ya se había llegado la hora de heredar el trono, y les dijo: - los quiero mucho, los conozco pero solo uno de ustedes heredará la corona, -pero hay una condición. Los tres preguntaron ¿cuál? El rey contesta: Les voy a dar una plantita a cada uno, ustedes tendrán que cuidarla y procurar que no se marchite y que siempre esté bien atendida, al paso de 2 meses le voy a pedir que me la traigan y el que me traiga la planta y esté mejor cuidada, a ese lo elegiré como mi heredero a la corona. Tomás tomó la planta, todos los días procuraba atenderla, le cantaba mientras la regaba, pero al paso del tiempo se presentó ante su padre y le dice, -padre la cuidé lo mejor que pude pero mi planta no ha crecido, pero esta muy bonita. Francisco y Jesús presentaron sus plantas y vieron que las de ellos estaban muy bien cuidadas y más grandes que la de Tomás, el rey observó detenidamente las tres plantas y dijo: -Tomás es el ganador. Francisco y Jesús al mismo tiempo exclamaron ¿ POR QUE? A lo que el rey contestó por que la planta que yo les entregué no es la misma que ustedes me están presentando, me la han cambiado, al decir esto destapa una parte de la maceta en la que estaba la planta y

43

descubre que la habían cambiado que esta era una nueva planta ya que el había escondido un anillo en cada planta. Los dos hermanos avergonzados piden perdón a su padre y hermano y le piden poder seguir viviendo en el reino y prometen no volver a cometer un acto similar. El rey y Tomás los perdonan y viven felices por siempre en el reino apoyándose unos a otros.

VANESSA SALDIVAR MARIN 6TO B ESC. JUAN G. CABRAL

44

LAS ENSEÑANZAS DEL BOSQUE

Había una vez un niño que le gustaba jugar mucho con los animales y decía que ellos eran sus amigos, él platicaba con ellos sin que nadie los escuchara, los animalitos le dijeron que nadie debía de enterarse que ellos hablaban con él porque ese día dejarían de ser sus amigos, el niño les dio su palabra de que nadie se enteraría, después de unos días en la escuela unos niños se la llevaban molestándolo en el salón de clases y le decían ::: apuesto a que tu no tienes amigos::: tonto, el niño se molestó tanto que les dijo los invito al bosque a que conozcan a mis amigos, los niños que lo molestaban lo acompañaron al bosque y les pidió que se escondieran para que aparecieran sus amigos después de un largo tiempo de hablarles los animales no se presentaron , después de largo rato se fueron sus amigos el niño empezó a llorar y fue entonces cuando salieron sus amigos los animales, el les explica bañado en lagrimas el porque de su proceder y los animalitos hablan con el explicándole que hay mucha gente mala que procede de esa manera , pero que el debe de confiar en si mismo sin necesidad de demostrar a los demás, lo que el considera cierto que es necesario que este seguro de lo que quiere y de lo que el hace, que la demás gente siempre se burla de todo pero que el es un niño muy importante que puede tener los amigos que el pretenda tener y que compañeros hay muchos pero amigos no tanto que disfrute su etapa de niño y la viva al máximo, porque se la merece..

LARISSA FRIAS GONZALEZ 6TO B ESC. JUAN G. CABRAL

45

EL DUENDE DEL BOSQUE. Había una vez un niño llamado César, que no tenía muchos amigos por pasar mucho tiempo cuidando de su abuelita que estaba enferma, ella vivía a un lado de su casa y su mamá le pedía que la acompañara y le ayudara con las cosas que ella no podía realizar, un día decidió ir al bosque para buscar flores o frutas para traérselas a su abuelita para que se sintiera más animada, pero cuando estaba recogiendo fruta, sintió que alguien lo estaba vigilando, volteaba constantemente y no miraba a nadie, en una de esas que volteó vio un sombrero rojo detrás de los arbustos, el sombrero puntiagudo como el de un duende. César se asomó despacito atrás de los arbustos, con mucho miedo y con los pies temblando llegó hasta los arbustos pero no encontró a nadie, de pronto detrás de él, alguien le dice: ¡César! César sale corriendo pero aparece delante de él diciéndole ¡no corras! - eres un buen niño y quiero invitarte a conocer el lugar donde yo vivo, César le pregunta: porqué a mi y el le responde que por que lo ha visto muy triste y es muy buen nieto que cuida y quiere mucho a su abuelita, César después de un rato decide acompañarlo, al llegar ahí ve que tan bonito es ese lugar y la cantidad de duendes que hay y le pide un deseo: ¡tener muchos amigos! ¡tantos como duendes están ahí! para poder jugar y que su abuelita se restableciera para poder disfrutar de su compañía con más felicidad. Los duendes le concedieron su deseo y de repente aparece en el bosque con la canasta llena de fruta, llega a casa de su abuelita y la encuentra cantando y fuera de la cama y desde entonces César es un niño muy feliz en compañía de sus amigos y familia.

LEONARDO GUADALUPE AISPURO GONZALEZ 6TO.B JUAN G. CABARL

46

EL RESCATE DE LA REINA

Había una vez una niña llamada Camila que vivía en una ciudad, y su mamá era una sirena reina que habitaba en un castillo en el fondo del mar, y una malvada bruja llamada Margarita la tenía encerrada en una horrible y obscura cueva del mismo castillo, haciéndose ella pasar por la reina. Luego la princesa decidió ir a buscar a su madre, pero ella no sabía que su mamá estaba encerrada, así que en el camino conoció a dos sirenas, la primera se llamaba Estrella y la otra era su hermana Salma. Ella les preguntó si conocían a su mamá y las sirenas respondieron que si y le dijeron donde estaba exactamente. Luego de que estuvieron platicando decidieron ir a rescatarla entre las tres y así volviera a estar en su trono de honor por muchos años más. Su mamá hacía remolinos de bondad en donde estaba encerrada para que su hija se diera cuenta de lo que le pasaba, pero como estaba estudiando, ella no se daba cuenta. Finalmente y después de muchos años, lograron rescatar a la reina pero Camila, no se olvidaba de algo, encerrar a la bruja en el remolino malo que ella misma había creado para deshacerse de la reina. Cuando lo lograron, Camila se había convertido ya en una hermosa sirena. Pero la reina sabía que Camila no podía quedarse a vivir con ella, porque tenía que seguir con sus estudios y terminar su carrera y después de un rato se pusieron de acuerdo para ir a visitarla en sus ratos libres. Al final su mamá le dio un collar de perlas donde ella podía seguir teniendo una vida normal en la ciudad, y en donde la esperaba su abuelito Benjamín.

Ailyn Angélica Velazco Castillón 4to. A Esc. Lic. Adolfo López Mateos

47

LA PRINCESA Y EL HECHIZO Había una vez una princesa llamada Rosalinda, que era muy bonita y simpática. Vivía en un castillo junto con su padre que estaba enfermo. Un día su papá se puso muy grave y la princesa se preocupó mucho y llamó al doctor. Al poco rato llegó y le dijo a la princesa que saliera de la habitación un momento. Cuando regresó, el doctor le dijo que su papá había fallecido. La princesa salió llorando y se tropezó con un mago. El le preguntó que si que tenía y ella le dijo que estaba llorando porque su papá había muerto. Entonces el mago le dijo que ya no llorara, pero la princesa no podía dejar de llorar. Éste vio que no lograba calmarla y decidió ayudarla. Al siguiente día, la princesa salió a buscar al mago y pronto encontró la casa, pero se dio cuenta que dentro no había nada y se le hizo muy fácil entrar; vio dos frascos con pócimas y ella pensó que alguna de ellas, le ayudaría con su problema de tristeza. Enseguida se tomó una de ellas y no dejó ninguna gota. De repente se convierte en una horrible y fea bruja, se transformó su cuerpo, sus manos, entonces se mira al espejo y grita, grita mucho y sale corriendo del susto gritando que la ayudasen. Como pasaron varios días y la princesa no hallaba que hacer decidió por esconderse en el bosque. Dentro de él, la princesa se encontró con otra princesa llamada Flor, se hicieron grandes amigas, ella le contó lo que había pasado, y Flor a su vez le dijo que ella tenía poderes, y entonces decidió ayudarla a volver a la normalidad. Y si, la princesa Rosalinda volvió a hacer muy bonita y le dio las gracias a Flor. De ahí en adelante, se visitaban todos los días y fueron las mejores amigas. Renata Alejandra Macías Beltrán 4º “A” Esc. Lic. Adolfo López Mateos

48

LA LUNA Y EL SOL

Había una vez una luna y un sol que eran vecinos y se peleaban mucho porque la luna quería oscuridad y el sol nunca paraba de dar luz, así que siempre se gritaban uno al otro. Y el señor sol contestaba. _ ¡cállese que usted es la que no deja dormir con todos esos gritos! Y así se la pasaban todos los días y todas las noches. Hasta que un día le llegó a la señora luna un mensaje de su familia que decía que fuera inmediatamente a Oaxaca, porque su mamá estaba muy enferma y se tenía que ir a vivir allá. Antes de irse, quiso pasar a despedirse del señor sol, y este le contestó: _ No te vayas por favor, no te vayas, y la señora luna se emocionó y lloró y lloró, porque los dos se pusieron súper tristes, porque se dieron cuenta que se necesitaban uno al otro. Comprendieron que si se iba la luna, ya no habría luz en las noches, y sin el señor sol, habría oscuridad siempre. Al final, le llegó otro mensaje, pero este a su vez, decía que ya no se tenía que ir, porque su mamá ya estaba muy bien de salud. Y enseguida saltaron de felicidad y alegría porque tenían más tiempo para ser vecinos, pero esta vez serían los mejores amigos del universo.

Autora: Ana Karen Villa Rubio 4º “A” Esc. Lic. Adolfo López Mateos

49

HABÍA UNA VEZ UNA CASA

Había una vez una casa muy bonita y muy grande, en serio, muy muy grande y enorme, era la casa tan grande que ahí Vivian cinco elefantes, dos jirafas, un canguro, cinco sapos, un gallo, diez gallinas y un huevo de gallina, pero también vivía un gigante que como era tan grande vivía en el jardín.

Los días en los que salía el sol, el gigante era bueno, se ponía un sombrero rojo, regaba las flores, y al final todos comían un pedazo de pastel y se iban a jugar a la gallinita ciega.

Los días en que se ponía azul y lluvioso, el gigante se volvía malo, muy malo, malísimo, pisaba el sombrero, arrancaba las flores y todos los animales salían corriendo, despavoridos y llenos de miedo. Bueno no todos, el huevo de gallina no se quiso ir, en una de esas ustedes piensan que no es posible, porque no hay huevos caprichosos, pero este si que lo era, además ya no era un huevo, ahora era mas que eso, era un pollito muy valiente, porque cuando nació, se subió a un banquito y dijo: _El gigante no tiene derecho a asustarnos cada vez que llueve. Y todos dijeron ¡Viva el pollito! Tiene razón, dijeron los animales.

Pero el gigante es muy grande y entonces todos los animales salieron corriendo y dejaron solo al pollito. ¡tum, tum! Se oían los pasos del gigante, ¡ roaccccc!, se oían los gruñidos. Entonces el pollito esperaba con los ojos cerrados (porque aún que era un pollito valiente, igual tenía miedo).

50

El gigante levantó con una mano al pollito y le dijo _ ¿Qué haces aquí pollito, que no sabes que cuando llueve me convierto en malo.

El pollito contestó: _ ¡Es cierto, pero si quieres te presto mi paraguas! Dijo con un poco de miedo. El gigante le dio tanta ternura que empezó a reírse que fue cambiando su expresión de la cara. Y pensó que ese era un gran invento para los días de lluvia.

Desde entonces, cuando el cielo cambia de color y empiezan a caer las primeras gotas de agua, el gigante abre su gran paraguas e invita a todos los animales a jugar al truco, pero siempre gana el pollito.

Autor: Agustín Ayala Peña 4º “A” Esc. Lic. Adolfo López Mateos

51

LA CASA DEL PERRO Había una vez un perro que se llamaba bruno que se divertía más que otros perros porque su ama le tenía muy consentido. En un día cualquiera llegó con plantas la dueña de la casa y se puso a plantarlas pero como terminó cansada se acostó a dormir. Mientras tanto el perro Bruno buscaba un lugar donde dormir y se encontró con lo fresco de las plantas, sacándolas y llevándoselas a una parte fría. Cuando despertó su ama se enojó tanto que lo persiguió. Se dio cuenta que necesitaba una camita donde dormir para que estuviera a gusto y no hiciera travesuras, se la compró y volvió a comprar otras plantas para embellecer su jardín, por lo que vivieron felices. Alumna: Fernanda Palafox Miranda. 3ro. A Esc. Profra. Eva Samano de López Mateos No. 2

52

DANIELA Y EL CABALLO MORA Era una vez una yegua que andaba por el bosque corriendo, Daniela una niña que se paseaba se lo encontró y se la llevó a su casa con sus papás, pidiéndole permiso para quedarse con ella y poniéndole de nombre Mora desde que se vieron hubo simpatía y así que al montarla se puso feliz la yegua. El papá dijo que iban a poner un anuncio para saber quien era el dueño de la yegua, Daniela se puso triste porque se quería quedar con Mora y así pasaron los días y nadie la reclamó. Un día leyendo el periódico su papá, vio que iba a ver una carrera y le preguntó a Daniela que si quería que participara Mora, ella dijo que sí. La entrenaron y llegó el día para correr, empezó con mucha fuerza ocupando el 1er lugar pero otro caballo que se llamaba Perico la rebasó y le ganó, Mora volvió a participar y se cayó lastimándose la pata y el veterinario lo vio pidiendo que se guardará reposo. Daniela le dijo al doctor que la iba a cuidar y prometió que ya no iba a correr, cuando se alivió lo sacó a caminar y en un tiempo supo que estaba embarazada siendo muy feliz. Esc. Profra. Eva Samano de López Mateos No. 2 Alumna: Yoaline Aireth Márquez Félix 3º “A”

53

La Tortuga Coral Había una vez una tortuguita llamada Coral, ella era cafecita y era muy lenta... Le decían cosas por su lentitud, ella triste llegaba a su casa a contarle a su mamá lo que había pasado, su mamá le decía que no hiciera caso que somos tortugas y todas somos iguales de lentas. Coral se animó y dejó los comentarios atrás; al día siguiente se encontró con Delfín, y empezaron a platicar, y se hicieron muy amigos, Delfino llevó a su amiga Coral al fondo del mar a pasear, de pronto miraron algo brillante y deslumbrante se acercaron y vieron que salió una medusa, y les dijo ¡hey!, no se acerquen a la piedra encantada porque a veces puede ser buena a veces mala, te concede un deseo solamente que a la piedra le caigas bien te concederá tu deseo, y si no le caes bien te irá mal. Coral se arriesgo a pedir su deseo: “Quiero que todas las tortugas sean rápidas”, medusa se sorprendió y se río mucho, Waoh que valiente eres amiga, nadie se a arriesgado en los últimos años, pero tienes que esperar 24 horas para ver si tu deseo funcionó o te irá mal. Pasaron las 24 horas y su deseo se cumplió, todas sus amigas tortugas se alegraron y ya nadie le volvió a decir cosas de que era muy lenta, le agradeció a la medusa y fue feliz por siempre. Esc. Profra. Eva Samano de López Mateos No. 2 Alumna: Jessica M. Zamora Márquez 6º “A”

54

LA CHICHILLA Y EL HÁMSTER Era una vez una chichilla que siempre estaba sola y no tenía con quien hablar. Un día un hámster se encontró con ella y empezaron a platicar y desde entonces fueron grandes amigos. Al día siguiente caminaron por el parque y compraron nieve, ya de regreso pelearon porque no sabían cual era el camino de regreso. Cuando oscureció, un lobo los estaba rodeando y tenía mucho miedo que se los comiera. La chichilla dijo: “hay que hacer un plan en que unos hacemos bolita y nos vamos rodando hacia el río junto al trineo”, dice el hámster, “que buena idea”. Procediendo a actuar y llegando hasta el río con agua azul, flores y se encontraron con un paraíso. Al día siguiente estaban de regreso en su casa y se volvieron más amigos por la experiencia que pasaron, contactándonos a sus amistades y jamás se volvieron a separar.

Esc. Profra. Eva Samano de López Mateos No. 2 Alumna: Victoria Pérez Magaña. 3º “A”

55

La Oruguita Arcoíris Había una vez una oruguita que se llamaba Arcoiris, ella no entendía porque se llamaba así si era una simple oruga verde, ella vivía con su mamá y con su papá, sus dos hermanos Rosita y Mónica. Un día Arcoiris se levantó y siempre se iba a subir al árbol y de pronto miró una casa extraña café y arrugada ella no sabía que era y se extrañó mucho al rato miró ella y sus papás que sus hermanos no estaban, las buscaron y las buscaron pero no las encontraron, duraron dos semanas buscándolas pero no perdían la esperanza de encontrarlas. Al día siguiente arcoiris se levantó y volvió a subir al árbol se acordó de aquella cosa café que miró bajo del árbol y fue a contarles a sus papás, sus papás le dijeron que si donde estaba aquella cosa que decía, fueron a donde estaba su mamá, armó una gran sonrisa y le dijo que ya había encontrado a sus hermanas, y Arcoíris preguntó: ¿Dónde?!!! Y dijo su mamá, es esa cosa que se llama capullo, las orugas llevan aún tiempo en el que se meten al capullo, ellas lo hacen, duran un mes para salir, y para convertirse en mariposas. Arcoíris le preguntó: Entonces ¿ porqué tú y papá no se han convertido en mariposa? Su mamá le dijo que ellas eran de otra clase de oruga y nosotros no nos convertimos en mariposas, Arcoiris le volvió a hacer una pregunta: ¿Porqué a mi no me pasó lo que a mis hermanas? Su mamá le contestó Todavía

-no es

56

tiempo, bueno -entonces ¿esperaremos un mes hasta que mis hermanas salgan de ahí? - Si dijo su mamá, Pasaron dos semanas y luego pasó un mes. Un día Arcoíris salió a subirse al árbol, a ver si ya habían salido sus hermanas cuando miró a unas hermosas Mariposas, Una era Rosita mi hermana de color naranja y negra, mi otra hermana Mónica era de color azul y rosa eran muy bonitas. Rápidamente fui a contarle a mamá y a papá, cuando las miraron muy feliz se pusieron, paso otro mes.. y se levantaron sus papás buscando a Arcoíris y no estaba ellos rápidamente pensaron que ya era el momento para que Arcoíris fuera mariposa, pasó otro mes y se asomaron papá y mamá de pronto oyeron ¡Mamá, Papá! Voltearon y miraron a una linda mariposa de color rosa morado, azul, verde, amarillo y rojo. Era una linda mariposa de colores, todos se alegraron al verla lo hermosa que era ahora si entendía Arcoíris porque se llamaba así. Y vivieron felices para siempre.

Esc. Profra. Eva Sámano de López Mateos No. 2 Alumna: Roció Margarita Vidal Aguilar 6º “A”

57

ZONA ESCOLAR No. 45

ESCUELAS

LIC. LUIS ENCINAS JOHNSON GRAL. LAZARO CARDENAS JOSE VASCONCELOS EMILIANO ZAPATA No. 2 IGNACIO MANUEL ALTAMIRANO

58

EL GATO QUE APRENDIO A GANARSE EL PAN DE CADA DIA

Había una vez en un lugar muy lejano un gato flojo que toda la vida se la pasaba jugando y comiendo. Sus dueños tenían una inmensa fortuna. Un día ellos se fueron a un lugar donde apostaron todo su dinero y lo perdieron. Regresaron y vendieron su mansión e incluso el gato. Los nuevos dueños esperaban que el gato cazara ratones, cucarachas y animales pequeños pero no hizo nada de eso, únicamente quería quedarse en el sillón y ver la televisión; los señores se enojaron y lo arrojaron a la basura en un callejón. En el callejón había otros gatos y les empezó a presumir de toda su fortuna; los demás le dijeron que era pobretón, que no tenía nada y le hicieron darse cuenta de la verdad.

Con el paso de los días sus nuevos compañeros le enseñaron a cazar para comer. Después de un año el ya se estaba olvidando de sus dueños ricos; no sabía que ellos habían pasado ese tiempo buscándolo. Al fin lo encontraron en compañía de todos sus amigos. Contentos decidieron llevárselos a su casa y formar un centro de protección para gatos. Desde entonces cuando al gatito le servían comida no la aceptaba y prefería ir a cazar su alimento; aprendió que es mejor ganarse el pan de cada día que estar de ocioso.

AUTOR: RAMIRO ISMAEL RIVERA FUENTES 6°B ESCUELA JOSE VASCONCELOS

59

EL PERRO Y EL GATO

Un día muy soleado, nació un perrito lanudo muy bonito. Y cerca de la casa del perrito, había un gato muy simpático, un día el perrito jugaba contento fuera de su casa y unos perros vagos lo empezaron a molestar, le pegaban y se burlaban, el no podía irse a su casa, entonces aparece el gato y como era un gato grande y fuerte y muy rápido, él distrajo a los perros vagos para que el perrito pudiera escapar y cuando ya estaba a salvo encontró al gato y le agradeció mucho el haberle ayudado y desde entonces, son los mejores amigos de la colonia; juegan, corren y saltan y nadie los molesta.

LUIS ENRIQUE COSIO SAIZA 4to. A ESC. LUIS ENCINAS JOHNSON

60

Este cuento lo escribí pensando en mi abuelita (nana). Quisiera que al leerlo piensen lo importante que estar con las personas que amas y decirles cuando las quieres. Ojalá este sirva para que aprovechemos más el tiempo para demostrar el afecto a los demás. LA VISITA A MI ABUELITA EL VIAJE EN LA MÁQUINA DEL TIEMPO

Un día un niño estaba pensando en que es lo que sería de grande, en su mente había muchas ideas pintor, dibujante, arquitecto, ingeniero, etc…¡ cuantas cosas imaginaba! Se ocurrió que si fuera científico inventaría “la sustancia cura todo”, “el carro rana flotante”, “el robot cocinero”, el rayo mirón chismoso”. Todos esos eventos le servirían para cubrir todas sus necesidades; entonces el sería tan triunfador y poderoso que todos lo admirarían, sus papas estarían orgullosos de él. De pronto recordó que su abuela era quien más le decía: “sigue así, no te rindas, quisiera verte crecer”. El niño meditó en que no pudo ver a su abuela por última vez, entonces pensó que no esperaría a ser grande para empezar a construir sus inventos maravillosos. Corrió a su cuarto donde tenía sus herramientas que le regalaron, un montón de tuercas, tornillos, cables y un sin fin de aparatos electrónicos que sus papás no querían. Dando vueltas y vueltas recolecto por toda la casa los materiales que ocupaba. Ese día empezaba a construir la maquina del tiempo. Que feliz estaba tan solo de pensar que traería a su abuela del pasado para que ella mirara todos sus inventos. Emocionado pegaba cables, unía fierros, armaba y desarmaba… el tiempo para el no importaba. No tenía hambre, ni calor, ni frío, a cada momento se le ocurrían nuevas ideas. Ni los gritos de su mamá de: ven a comer, logrando interrumpir su trabajo. Después de tanto esfuerzo por fin termino su creación. La espectacular “chatarra mix viajera” estaba lista, solo tenía que meterse para iniciar el viaje y ver a su abuelita. Le programó a la máquina la fecha 2004, día 4 de febrero, fecha en la que su abuela 61

cumpliría 76 años. Aprovecharía para llevarle un regalo de cumpleaños y decirle que quiere invitarla al futuro para que vea sus inventos y lo exitoso que es. Pero lo más importante es que le diría cuanto la quiere. Se metió a la máquina y ¡ahí estaba su abuela ¡ahí estaba su abuela ¡ El no recuerda cuanto viajó en el tiempo solo sintió una cobija muy calientita y esta seguro que el beso en el cachete es el mismo que le dio su abuelita de despedida. Y desde entonces viaja con ella todos los días aunque sea en sus sueños.

AUTOR: CARLOS DANIEL GUTIERREZ BARRERAS 5°B ESCUELA EMILIANO ZAPATA 2

62

LA NIÑA NEGRITA

Había una vez una niña negrita que se llamaba Patricia. Ella no tenía amigas ni familia. Sus parientes la abandonaron y nadie quería juntarse con ella. Esa pobre niña tenía en la escuela una enemiga llamada Karely que la despreciaba por su color y tenía un amigo que se llamaba José. Karely le quiso prohibir a José que fuera su amigo y si no, ya no le hablaría, pero José le dijo que si no quería hablarle que no lo hiciera y que el iba a ser amigo de Patricia. José le dijo a Patricia que cuando quisiera juntarse con él estarían las puertas abiertas. La niña se puso muy contenta con la amistad de José. Un día llegó Karely a pedirle disculpas a Patricia, diciéndole que no importaba el color de su piel sino la mistad y el amor que llevamos por dentro. La niña la disculpó y jugaron muy felices los tres amigos.

AUTOR: ANA PATRICIA LOPEZ VAZQUEZ 4° A ESCUELA JOSE VASCONCELOS

63

LA PRIMERA NAVIDAD DE ERICK Un día cuando empezaban las fiestas navideñas llegó una familia a la ciudad, entre ellos venía un niño llamado Erick que moría por conocer la Ciudad de México; al llegar, bajaron del avión, corrió, los papás desesperados por alcanzarlo corrieron, un guardia lo detuvo y le dijo: niño, tus padres te están correteando, el niño volteó y vio a sus papás. Después les dijo que no lo volvería hacer, después se fueron del aeropuerto, visitaron una casa en venta, Erick quería una donde hubiera muchos niños, fueron a un vecindario donde había muchas luces arreglos y árboles adornados y Erick les preguntó: ¿Qué pasa? El niño les contestó: ya casi llega la navidad ¿navidad? Si donde vienen todos tus amigos y vecinos a darte regalos y abrazos el niño fue con sus papás, y les dijo quiero festejar la navidad, los papás le dijeron: ¿ que es eso? Erick les explicó que era la navidad y los papás le dijeron que abría navidad este año pusieron un árbol adornos con las luces, Erick estaba ansioso por la navidad. Era 23 de diciembre, faltaba solo un día para navidad, Erick le preguntó a su mamá de quien son esos regalos que están debajo del árbol, son tuyos Erick dijo la mamá, los puedo abrir preguntó Erick, y su mamá le dijo: no, los tienes que abrir hasta mas noche, bueno pero que no me los tiene que traer Santa Claus si pero me dijo que los pusiera debajo del árbol y esta noche te traerá más, ¡que bueno!, ¡me encanta la navidad!. Se hizo de noche los festejaban, Erick estaba ansioso por abrir sus regalos comieron y cuando terminaron su mamá le dijo: puedes abrir tus regalos. Erick corrió hacía el árbol, le regalaron un carro de control, unos patines y un cambio de ropa, Erick estaba muy feliz siguió disfrutando con su familia y amigos y así fue su primera navidad.

Autor : Juliana Isabel Acosta Rios 5º “B” ESCUELA LAZARO CARDENAS

64

LEYENDA

EL PELIGRO QUE PUEDE HABER EN LOS ANTROS….. Hace mucho tiempo en una hacienda, muy pero muy tenebrosa, existía un muchacho muy bueno, era el mejor muchacho de esa hacienda, todos los demás eran buenos, pero no tanto como el muchacho Daniel, un día fue muy extraño para él lo que sucedió, sentía que alguien lo perseguía,….. él volteaba para atrás y no había nada; fue a una fiesta y en esa fiesta una muchacha lo invitó a bailar, la muchacha era chaparrita, se llamaba María y después de dos horas, Daniel sintió que estaba muy alta y era que María estaba flotando y María le dijo a Daniel que era una diabla…… y en cuanto dijo eso embrujó a todos los que estaban en esa fiesta…….. y todos se desmayaron,……. María se fue y desapareció del lugar, algunos de los que estaban en esa fiesta murieron con el embrujo y otros despertaron sin problemas. Daniel desde ese día ya no fue a fiestas en antros. Ese día aprendió que andar en antros no es muy bueno porque te puede pasar algo malo, Daniel pudo olvidar lo que paso ese día y fue feliz ya no tenía feos recuerdos; conoció a alguien buena y Daniel fue feliz con su novia María del Carmen.

LLUVIA YARELY CASTILLO HERAS 5°A ESC. IGNACIO MANUEL ALTAMIRANO

65

NAVIDAD EN COMPAÑIA

Era una vez: Una niña, no tan niña, si no una linda muchacha que tenía 5 hermanos y 7 tíos que habían llegado a su casa a festejar la navidad. Y después pensaron irse de viaje a Los Ángeles, California pero mas tarde se dieron cuenta que habían olvidado a Milcy porque ella se encontraba dormida y cuando Milcy despertó se asustó y gritó….. ¡papá!,…. ¡mamá!,….. ¡Jake!..... y corrió al cuarto de sus papás y se dio cuenta que no estaba toda la ropa en el closet…… pensó….. se fueron sin mi….. y dijo: … estoy sola con quien voy a celebrar la navidad…. pero en vez de deprimirse….. pensó que hacer para no pasársela muy triste, …… comenzó a poner el árbol de navidad y decoró toda la casa como ella pudo y después sacó todos sus ahorros, ….. se fue de compras, escogió algo de comida para hacer la cena navideña …. después compró regalos para sus padres y sus hermanos, Para cuando ellos regresaran entregárselos. De camino a su casa paso por una calle solitaria y miró algunas personas pobres de esas de la calle que no tienen casa, estaban muy tristes y pasando mucho frío y hambre, entonces comprendió que ella estaba tan sola pero con tanta comida y regalos y esos pobres no tenían ni siquiera un taco que llevarse a la boca y pensó invitarlos a su casa a cenar con ella. Se acercó a ellos, les dijo lo que ella había pensado, los invitó, ellos aceptaron muy contentos acompañarla, se fueron con ella, la ayudaron con la cena y después de mucho tiempo de estar platicando, ella se dio cuenta de todas sus necesidades y de que en realidad todos eran personas muy buenas pero no habían tenido las oportunidades de salir adelante.

66

Y mientras tanto, allá en los Ángeles su familia se percató de que ella no estaba con todos, ¡ y dijeron olvidamos a Milcy! se asustaron mucho y rápidamente comenzaron a investigar a cual era el primer vuelo hacia su casa y tomaron el primer vuelo de regreso… Y Milcy acá en su casa se encontraba muy feliz con sus nuevos amigos y comprendió que lo mas importante de la navidad no es tener mucho dinero o regalos y comida en abundancia, si no una familia unida y amigos. Entonces dijo de ahora en adelante voy hacer una persona diferente no voy a pensar nada más en mi, si no en todas las personas que me necesiten,…… y feliz estaba bailando y cantando, …. cuando en eso, llegaron todos sus familiares, ellos por un momento se molestaron con ella por tener a esas personas extrañas en su casa, después de un rato comprendieron que gracias a ellos su hija no estuvo sola y triste en navidad, Milcy les contó como los conoció y lo que había aprendido de todos y entre toda su familia decidieron ayudarlos y les dieron trabajo, techo y comida siempre, de allí en adelante nunca volvieron a estar solos tristes y sin comida porque cada navidad estaban todos juntos y fueron felices para siempre.

AUTOR: Raúl Imanol Amezcua. Dávila 5º “B” Esc. LAZARO CARDENAS

67

SUEÑOS CUMPLIDOS

Había una vez un conejo que tenía muchos sueños pero muy pocas posibilidades de hacerlos realidad ya que era muy pobre y no tenía muchos recursos. El pueblo donde vivía era tan bonito que casi todas las personas querían vivir ahí, aunque era muy pequeño y estaba en medio del bosque. El conejo vagaba solo y triste, cuando se topó con el señor gato quien le preguntó: -¿Qué te pasa?.... ¿Por qué tan triste?... El conejo contestó –es que tengo que hacer algo, - tengo 3 años sin hacer nada; -he tenido ideas pero como no tengo dinero no he podido realizar mis sueños. El señor gato pensó y le dijo- pues si tu quieres yo te puedo ayudar, únicamente dime lo que necesitas, recuerda que soy dueño de una tienda, tengo muchas cosa que no necesito y te puedo dar algo para que empieces a formar lo que tengas en mente. El conejo muy feliz empezó a armar un carro volador. Todas las personas fueron a ver su invento, él estaba feliz por su trabajo. Al fin llegó el día tan esperado; lo prendió y al ver que funcionaba, el periódico del pueblo lo puso en primera plana; la noticia llegó hasta la ciudad. Se hizo famoso y gracias a que se siguió esforzando pudo tener todos los recursos para sus experimentos e inventos. En el pueblo todos estaban orgullosos de él. Siguió aumentando su fama y nunca le volvió a faltar nada. Se le escuchaba decir a sus amigos “cuando tengas ideas busca la manera de llevarlas a cabo”.

LESSLIE FERNANDA RODRIGUEZ ARREOLA 6°A ESC. JOSE VASCONCELOS

68

LA DESGRACIA DE MICHEL

Era una niña llamada Michel, ella esperaba muy entusiasmada el día del Amor y la Amistad, para darle y regalarle muchos besos a sus padres. Faltaba un día para que llegara el día del amor y la amistad pero el día 13 de febrero del 2009, paso una tragedia en su vida. Sus papás se metieron a bañar se arreglaron y le dijeron a Michel, no quieres ir con nosotros y ella les dijo NO GRACIAS. Ellos se fueron y les dijeron cuídate mucho y le dieron la bendición a Michel, ustedes también papás dijo Michel. Se llegaron las 2:00 a.m. y ella todavía estaba despierta haciendo tarjetas del día de la amistad. Sus papás estaban muy borrachos y se subieron al carro y tuvieron un accidente. Cuando ella iba a dormir sonó el teléfono y le dijeron ahí es la casa de la familia Rodríguez y ella contestó que si ¿Por qué? Dijo muy asustada, le dijeron tus papás tuvieron un accidente y no soportaron. lo siento decirte esto: MURIERON. Sus abuelitos se enteraron y la adoptaron. Michel se fue a dormir a la casa de sus abuelos y cuando amaneció, muy triste Michel dijo: llegó el día….. fue con sus abuelitos y les dio muchos besos. Y pasó un mes desde aquella tragedia y Michel está contenta con sus abuelitos. Fin. JAVARIA JUDITH ARVIZU VALLEGO 6º “A” ESC. LIC. LUIS ENCINAS JOHNSON

69

ANITA, LA NIÑA MÁS BONITA

Había una vez una niña llamada Anita, era la niña más bonita de todas, pero vivía en una lugar no digno de ella en un orfanato en donde la que cuidaba de ella y de otras niñas las hacia trabajar duro para su beneficio su nombre era Doña Carmen una mujer cruel e intolerante. Un día mientras las niñas hacían la merienda y limpiaban sus dormitorios, tocaron la puerta, rápidamente Doña Carmen apagó la televisión, se levantó del sillón y corrió hacia la puerta, al abrirla y para su sorpresa eran 2 personas, una señora y un señor que querían adoptar a una niña, de inmediato Doña Carmen les dijo que esperaran un momento que no tardaría que supuestamente iba a ponerse su saco, pero claro era mentira como veces anteriores, en realidad iba a encerrar a Anita en el sótano como siempre, porque era la que más bien trabajaba de todas y como era la más bonita la querrían adoptar de volada. Anita no solo era linda también muy inteligente y con todas esas veces de encierro en el sótano, tuvo mucho tiempo de inspeccionar y encontró una puerta secreta que la llevaba a una escalera de la cual bajo. La pobre Anita pensó que jamás acabaría pero entonces cayó y cayó hasta que llego al fondo en donde encontró con una niña muy hermosa a la cual le pregunté qué hacía ahí la niña le dijo y la niña le dijo aquí venimos las niñas como tú y yo al querer escapar, llevo aquí 2 semanas sin nada de comer o beber. Siendo Anita tan inteligente pensó que tal vez había otra puerta secreta. Después de buscar y buscar la encontró finalmente salieron de ahí justamente antes de que los señores se fueran al verlas las adoptaron a las 2. Desde aquel día ambas vivieron felices para siempre.

BRENDA YADIRA TORRES C. 6º 2ª2 ESC. LIC. LUIS ENCINAS JOHNSON

70

JAFETH Solo voy recordar una historia o cuento que pasó en una ciudad de tantas que hay en el estado de Sonora. Era una mamá que tenía 3 hijos de diferentes edades, uno de 6 otro de 8 y el más grande de 9, la señora para sacarlos adelante y darles estudios trabajaba en una casa donde ganaba solamente 60 dólares a la semana, los cuales solo servían para comprarles comida y ropa. Además como no le alcanzaba, tenía que hacer otros trabajos. Ella contaba con 29 años. Por lo cual se había casado muy joven, era tanto el afán por darles preparación y estudios a sus hijos que hizo lo posible para alcanzar la meta, por que no le alcanzaba lo que ganaba. Sus hijos estudiaban y como podía los vestía y los alimentaba. En las cooperaciones que le pedían en la escuela siempre quedaban mal porque no tenían para dar para el agua, el papel, etc. Y aquella pobreza se había acabado que Dios Bendiga a mi mamá.

ILDE JAFETT VIDAL EGURROLA 4TO. A ESC. LUIS ENCINAS JONHSON

71

ZONA ESCOLAR No. 64

ESCUELAS

MIGUEL HIDALGO Y COSTILLA LIC. LUIS DONALDO COLOSIO MURRIETA

72

EL GUSANITO Y LA FLOR

Había una vez un gusanito que le gustaba mucho las flores, sus colores y aroma. Le gustaba subirse a los árboles que tenían flores. Un día se resbaló y cayó, se lastimó. Pasó mucho tiempo y el gusanito no podía subirse a oler las flores y por eso estaba muy triste. Después de que sanó de sus heridas trepó a los arbolitos de las flores y estaba muy contento de nuevo.

DAYANA ORTIZ RINCON 1ERO “A” ESCUELA LUIS DONALDO COLOSIO MURRIETA.

73

PABLITO EL BAJITO

Había en un pueblo un niño que era muy bajito y estaba muy acomplejado por su pequeña estatura, además los amigos siempre se lo hacían saber lo pequeño que era. Un día él y varios amigos de los que siempre se metían con su estatura se fueron al campo. Cuando….. de pronto y de golpe aparecieron unas nubes negras y se empezó a oscurecer el día…... Una fuerte tormenta les cayó y para resguardarse de la lluvia buscaron cobijo y lo más cercano estaba a varios kilómetros del pueblo. Después de un buen rato, buscando encontraron una cueva, era muy bajita y todos tenían que ir agachados menos Pablito que era muy bajito. De golpe se sintió un ruido en el fondo de la cueva y todos se asustaron menos Pablito que aunque era más bajito, era el más valiente de todos. La lluvia era muy fuerte y relámpagos y truenos no paraban. El ruido se iba acercando y todos en la puerta de la cueva temblando sin saber que hacer, Pablito tomó un palo y se adentró en busca del ruido, minutos más tarde se presentó con un pequeño cordero en la mano los amigos le dieron un abrazo y desde entonces para ellos dejó de ser bajito. Todo lo anterior nos recuerda que la grandeza de las personas no se mide en centímetros.

PEDRO HEREDIA MONTOYA SEGUNDO AÑO B ESC. MIGUEL HIDALGO Y COSTILLA

74

EL DINOSAURIO PERDIDO

Hace muchos, muchos años algo extraordinario ocurrió en la selva; una mañana apareció un dinosaurio muy bueno, estaba caminando, masticando una flor de cuatro pétalos, cuando de pronto se hizo un escándalo, los animales de la selva al ver a aquel enorme dinosaurio, los monos chillaban y la hiena como siempre se reía a carcajadas, cuando los vio la jirafa casi, casi se desmaya, de los nervios a la cebra se le torcieron las rayas, un cocodrilo viejo le decía a la serpiente yo no puedo verlo bien porque no tengo mis lentes, y el hipopótamo les decía: “yo creo que este dinosaurio está perdido, nunca antes lo había visto. De pronto se escuchó con voz muy fuerte:…. quien se cree ese, …. que ni trompa tiene era el enorme elefante que se encontraba muy ofendido, soy mucho más elegante. El búho voló a su nido a buscar un diccionario para explicarle al león lo que era un dinosaurio prehistórico, pero el león no entendía ni un pepino lo que leía el búho, sea lo que sea dijo el león yo soy el rey y si el dinosaurio esta en nuestra selva se quedará, es nuestro deber recibirlo y dejar de protestar. Y así fue como el dinosaurio, en verdad yo se los digo …. es un poco raro pero encontró a verdaderos amigos.

JOSE ENRIQUE MURILLO ALDAMA SEGUNDO AÑO B ESC. MIGUEL HIDALGO Y COSTILLA

75

LA NIÑA MIEDOSA

Había una niña que siempre escuchaba ruidos por todas partes, estando recostada en su cama escuchó ruidos, era una araña caminando, dando pasos fuertes. Teresa tenía mucho miedo estaba muy asustada y se fue con su abuelita, tocó la puerta, la abuelita dijo: ¿Por que me despiertas a media noche? Teresa dijo:…. - escuché ruidos abuelita …. y la abuelita le dijo: _ Bueno te puedes quedar a dormir conmigo, pero recuerda que los fantasmas no existen. Desde ese día la niña pudo dormir muy a gusto en su cama y en su casa.

YAIRE SANCHEZ GARCIA TERCER GRADO ESC. LUIS DONALDO COLOSIO

76

LA MUÑECA

(Cuento de terror) Había una vez un pueblo que estaba muy lejos de la ciudad, en donde vivía una niña que deseaba tener una muñeca. Un día cuando paseaba sola por el campo vio un hueco cerca de una piedra muy grande, cuando llegó se asomó y vio que adentro había una muñeca, estaba dentro de una jaula, la niña se la llevó a su casa y la puso arriba de la chimenea. La niña se fue a dormir, a la mañana siguiente fue a buscar a la muñeca pero solamente estaba la jaula, la niña fue al mismo lugar donde la había encontrado y la muñeca estaba ahí adentro. La niña regresó muy asustada a su casa y le contó todo a su mamá.

JESUS ESTEBAN SANCHEZ ROMERO TERCER GRADO ESC. LUIS DONALDO COLOSIO MURRIETA

77

EY, EL RESPLANDOR DE UNA VELA

Había una vez una niña llamada Alexandra Camila, y su padre Raúl, que no la quería, y la mandaba a vender cerillos. A pesar de que ella se esforzaba por vender todos los cerillos que podía, su papá siempre le contaba los cerillos que vendía, para saber cuantos le quedaban ya que si a ella le faltaba alguna cajetilla el le ponía unas reprimendas que ni al mismo burro de carga se las daba. En una noche de navidad, Alexandra Camila andaba vendiendo sus cerillos, empezó a caer nieve por lo tanto inició un gran frío, para su suerte se encontró un paquete de velas: Encendió una y aparece un pavo de navidad, solo que como el aire estaba muy fuerte, se le apagó. Encendió otra vela y zas que aparece un árbol de navidad con muchos regalos pero que también se le apaga. Como su papá la iba a regañar no quiso encender ni uno más, pero la nieve se puso cada vez mas espesa y no podía ver el camino y a pesar de el regaño que su papá le iba a proporcionar, encendió otro cerillo y ¿qué creen que pasó? Pues que aparece su casa con su familia completa su papá con gran cariño y regalo para ella y sus hermanos. Camila Alejandra jamás le contó a nadie de las velas mágicas que con su resplandor le dieron cuando mas hambre tenía, muchos regalos cuando más los deseaba pero sobre todo a su familia cuando más sola se sentía.

GISEY GOMEZ HERNANDEZ 4-B ESC. MIGUEL HIDALGO Y COSTILLA.

78

ULTRA VIOLETA

Era una vez una muchacha muy bonita que vivía en una ciudad un poco rara y las personas también lo eran, mitad vampiro, robot y persona y el nombre de la muchacha es vayolet es una de ellos.

Ellos se infectaron de un virus, ella estaba embarazada y como se infectó del virus perdió a su hijo, y junto a los demás iguales que ella eran todos emófagos, todos dijeron - vamos a ver que tan fuerte eres vayolet, es un trabajito para ti, tienes que ir por un portafolio blanco,- y se fue por el portafolio y le dijeron que por nada del mundo lo abriera y ella desobedeció y lo abrió y dijo no es…no es…un arma…es un niño y le preguntó -¿como te llamas?- y le respondió -seis ¿y tu?-, -vayolet- y lo entregó pero no era el verdadero niño, era solo una copia de él. entonces el líder emófago se enojó y dijo –tráiganla- y uno dijo -está arriba y los chinos controlan arriba-, el líder dijo -denle todo lo que quiera pero que no salga de aquí, ¿entendido?-. entonces vayolet ya estaba arriba y dijo -déjenme pasar chinos- y le dijeron -lo siento vayolet no podemos- y dijo vayolet -ya lo veremos- y todos apuntaron con pistolas a ella pero su agilidad, la salvó y se murieron todos. ella estaba asustada porque no veía al niño y estaba a punto de caer; estaban a mas de 65 pisos de altura y entonces se fue por que venían mas personas que había mandado el líder, pero iban con un amigo de ella y le dijo -vayolet ¡¡¡es increíble!!! ese niño es una cura para ti; pero queda poco tiempo de vida puede ser dos días lo máximo-, -gracias- dijo vayolet y se fue con el creador del niño.

Cuando llegó al lugar donde estaba el niño, se dio cuenta de que habían 700 o mas de esos soldados, entonces vayolet sacó su arma y se dijo 79

si quieres al niño búscalo vayolet- y comenzaron a dispararse todos. y cuando al fin agarraron a vayolet se dieron cuenta de que ¡¡¡no era vayolet!!!, sino que era una copia de ella, pero aun así no pudieron con ella porque logró escaparse y se fue al parque porque al niño solo le quedaban 8 horas de vida y ahí se encontraba. Al ver vayolet al niño se desmayó y cuando se levantó se dio cuenta de que el niño se había muerto. y pensó en voz alta -¿que es ese ruido?- y se contestó -solo el viento, solo el viento- y se disparó al verse ella sola.

fin

Alejandra Zazueta Contreras 5° A Esc. Luis Donaldo Colosio Murrieta

80

EL NIÑO BRUSCO

Había una vez un niño muy peleonero que se llamaba Julio, era el más brusco de la escuela. Siempre les pegaba a los más pequeños, un día llegó un nuevo alumno que se llamaba José, estaba mas grande que el y lo desafío a una pelea, el nuevo alumno no quiso, el le decía gallina, se enojó mucho y pelearon, ganó José y todos se burlaron de Julio, se fue llorando y todos los niños de la escuela se burlaron de él, al siguiente día llegó a la escuela como un niño normal y nunca volvió a molestar a un niño

FIN

ANDRES UZIEL VILLEGAS RAMIREZ 4° ”B” ESC. MIGUEL HIDALGO Y COSTILLA

81

EL NIÑO SIN NAVIDAD

Había una vez un niño muy pobre que era huérfano, se encontraba muy triste por que pasaba por las demás casas y miraba a otros niños con sus papás adornando el árbol de navidad, se le inundaba su carita de tristeza por que él anhelaba festejar una navidad. El niño en su tristeza pidió con mucha fe como deseo tener padres y pasar la navidad con ellos …. - pero quiero unos padres buenos que me comprendan, el niño se quedó dormido en un parque. Al día siguiente una pareja lo despertó y lo llevó con ellos y lo adoptaron y fueron muy felices . Tuvo muchos regalos. Fin

MARIALI MALDONADO ANGULO 4° “A” ESC. MIGUEL HIDALGO Y COSTILLA

82

LOS CUATRO COCHINITOS Y EL LOBO PELÓN

Había una vez, los cuatro cochinitos vivían en una cabaña junto con el lobo. El lobo se quería cortar el pelo por que lo tenía muy largo y le habló a un cochinito, dijo el lobo “cochinito córtame el pelo que lo tengo muy largo”, “ah está bien” le respondió el cochinito y un cochinito llamado Juan dijo “¿Dónde estás?”, “aquí estoy” contesto el cochinito Chuy, después llegó el cochinito Paul y preguntó “¿les ayudo?”, “si, claro” dijo el lobo llamado Francisco. Después llegó el otro cochinito de nombre Alex y también se puso a ayudarlos. Un cochinito decía: “le falta que le corten más pelo por aquí”, si también por acá” decía otro. Y así estuvieron todos. Hasta que al final el lobo quedó pelón y los cuatro cochinitos se burlaban de él. Aunque decidieron ya no burlarse del lobo por que a partir de ese momento ya era su amigo.

FIN BOJORQUEZ ATONDO NORBERTO 5°A ESCUELA “LUIS DONALDO COLOSIO MURRIETA”

83

LA VAQUITA MARINA

Había una vez una vaquita marina que todo el tiempo estaba sola y triste y cada vez que alguien la miraba salían nadando muy rápido y los que pasaban junto a ella decían cosas feas de la vaquita marina ya que todos se alejaban de ella se ponía a llorar por que todos la trataban muy mal y se burlaban de ella. Pasaron días, semanas y meses cuando faltaban cinco días para la navidad y todos estaban tan felices que se habían olvidado de la vaquita marina, entonces ese día conoció a un pececito muy agradable y no era grosero con ella y la vaquita marina y el pez se hicieron mejores amigos por siempre y todos los peces aprendieron la lección y se disculparon con la vaquita marina y vivió feliz por siempre.

FIN

Yelsy Patricia Martínez Orozco 5°A Escuela Primaria Luis Donaldo Colosio Murrieta

84

BRAYAN

Había un niño llamado Brayan que no le gustaba comer, su mamá lo regañaba mucho porque no comía y se enfermaba. Un día le dijo su papá que no lo llevarían a las albercas hasta que comiera. Brayan decidió comer y fueron felices a las albercas y desde ese día todos los días come muy bien para ya no enfermar y salir de paseo.

AINSLY MORALES GARCIA 1ERO “A” ESCUELA PRIMARIA LUIS DONALDO COLOSIO MURRIETA.

85

LA GATITA.

Una gata de la señora Lupita estaba a punto de parir gatitos y vivía afuera en el patio por eso la señora le hizo un nido dentro de la casa para que los perros o los gatos no se los comieran confundiéndolos con ratoncitos. Llegó el día del nacimiento de los gatos. pasó un mes y doña Lupe los sacó al patio pero la gata volvió a meterlos a la casa. Como no entendía la gata, doña Lupe tuvo que sacar todas las cosas de la gata para el patio para que no se volviera a meter con sus hijos a la casa.

DESY PATRICIA ISLAS LOPEZ 1”A” ESCUELA LUIS DONALDO COLOSIO MURRIETA

86

EL ESCARABAJO DORMILON Había una vez un escarabajo que todo el día se la pasaba dormido, cuando iba a la escuela se quedaba dormido, sus amigos se enojaron con él. El escarabajo se disculpó con la maestra y sus amigos. Se sentía muy mal por lo que había hecho, pero aun así se volvió a quedar dormido en clases y sus amigos le empezaron a decir dormilón. Llegó una niña escarabajo al salón y como le gustaba mucho, dejó de dormirse hasta que se le quitó la costumbre. Y desde ese día ya nunca se volvió a dormir.

LAURA ALEJANDRA GONZALEZ OROZCO

1ERO. “A”

ESCUELA LUIS DONALDO COLOSIO MURRIETA

87

ZONA ESCOLAR No. 83

ESCUELAS

HIMNO NACIONAL NETZAHUALCOYOTL IGNACIO ZARAGOZA NICOLAS BRAVO JOSE MARIA MORELOS Y PAVON GRAL. FELIPE ANGELES JUAN ESCUTIA NIテ前S HEROES FRANCISCO SARABIA FRANCISCO SARABIA No. 2

88

NUEVAS AMIGAS

Era una tarde muy bonita, el día que Ana decidió sacar a pasear al parque a su perrita Rosy, ella era una mascota muy bonita, blanca y con la nariz negra. Estaba jugando en el parque, cuando de pronto Rosy se puso a corretear a unos gatos que por ahí paseaban, Ana trató de detenerla, y cuando menos pensó ya la había perdido de vista. Ana la buscó por todo el parque y sus alrededores, sin encontrarla. Triste se regresó a su casa, y se puso a llorar; cuando de pronto se le ocurrió una idea, y dijo: ¡Pondré cartelones por todas partes!, así me devolverán a Rosy. Al día siguiente, pegó por todas partes los cartelones, llegó cansadísima a su casa, se recostó, y cuando estaba a punto de quedarse dormida, sonó el timbre de la casa y para su sorpresa...era una niña de su misma edad, que traía en sus brazos a Rosy la mascota. Ana muy contenta le dio las gracias y le preguntó su nombre, ella le contestó que se llamaba Linda, y dijo que le devolvía a su perrita porque sabía que la quería mucho y entendía que estaba triste por ella, Ana le dijo: No se como pagarte esto, pero lo que si sé, es que eres una buena persona y quiero que seamos amigas. Linda le respondió: Claro que si, nada me dará más gusto que tener una amiga que cuide y quiera tanto a su mascota. Desde ese día Linda y Ana son las mejores amigas y juntas sacan a pasear a Rosy la perrita.

SALMA LIZETH PONCE ALBELAIZ 6TO. A ESC. FCO. SARABIA 2

89

EL GORILA COMELÓN Y ENOJÓN

Había una vez en un zoológico un gorila muy glotón y enojón que no paraba de comer. Un día el cuidador le dijo al veterinario del lugar, que si le podía ayudar, revisando al gorila porque este se podría enfermar, y si le ayudó, le dio una medicina y le recomendó comer verduras y frutas que no comiera tanta comida chatarra como acostumbraba comer, y es que muchas veces la gente le aventaba comida chatarra que él se comía, también el veterinario le dijo que tenía que regresar al terminar su medicina, y así fue se comió lo que el doctor le recomendó y el gorila se alivió. Al terminar sus medicinas regresó con el doctor y éste le preguntó si se había aliviado, y le contestó que sí, que ya no le dolía el estómago como antes y desde ese día el gorila comelón empezó a portarse muy amable y siempre estaba de buen humor.

MIGUEL PORTILLO MORENO 3ERO. A ESC. FCO. SARABIA 2

90

EL DRAGON Y EL NIÑO Había una vez un dragón que vivía en el bosque, cierto día el dragón muy hambriento, fue al pueblo a buscar comida y la gente se asustó mucho al verlo y se escondieron del gran dragón; su piel se veía resistente, su color era rojo vivo, tiraba bolas de fuego y quemaba las casas a su paso; ya la gente no tenía donde ocultarse, algunos hasta se habían ido al bosque, una de estas familias tenía un niñito de 6 años y se llamaba Juanito. En una noche obscura Juanito salió de su casa a conocer a la bestia que los asustaba, y de pronto escuchó un rugido muy fuerte. Se asustó un poco, pero decidió esperar a verlo, de pronto apareció y Juanito se puso blanco de miedo, pero no se fue, y empezó a hablarle cariñosamente preguntándole que porque asustaba a la gente, que eso no estaba bien, que si tenía hambre no tenía que dañar a las personas y el dragón al ver al niño que no se iba, comprendió que era muy valiente, entonces Juanito le dijo, que no asustara más a las personas y le juntarían comida entre todos para que no siguiera destruyendo lo que con tanto esfuerzo habían hecho las familias, el dragón entendió todo lo que le dijo y se fue muy pensativo. Entonces el niño, al llegar al pueblo les contó lo sucedido, y se pusieron muy contentos con la reacción del dragón. Cada semana le juntaban mucha comida para que cuando llegara comiera y se fuera sin destruir nada y todos vivieron felices para siempre.

IRAM MARTIN MARTINEZ 3A ESC. FCO. SARABIA 2

91

LA BIBLIOTECA NUEVA Había una vez, en una escuela muy bonita, donde tenía muchos salones, baños, aula de medios, campo deportivo, el patio donde hacemos los honores a la bandera, cooperativa y otras cosas más, había algo que estaban haciendo, y era muy extraño lo que estaban haciendo, cuando los niños estaban en el recreo o en clases escuchaban ruidos, golpes; después un maestro nos platicó que estaban construyendo una biblioteca nueva, ¡Era lo único que le faltaba a la escuela!, los niños pensábamos que estaban haciendo un nuevo salón, pero luego supimos que era una biblioteca, los niños se emocionaron mucho, se pusieron muy alegres, porque por fin iban a poder leer muchos libros y cuentos; después cuando la terminaron siempre la abrían durante el recreo y podíamos visitarla para leer muchos cuentos hermosos.

ABRIL MARILU FLORES MOYTE 5TO. A ESC. NETZAHUALCOYOTL

92

LA BOBINA MARAVILLOSA

Érase una vez un principito que no quería estudiar. Cierta noche después de haber recibido una buena regañada por su pereza, suspiró tristemente, diciendo: ¡Hay! ¿Cuándo seré mayor para hacer lo que yo quiera? Y he aquí, que a la mañana siguiente, descubrió sobre su cama una bobina de hilo de la que salió, una débil voz: -- Trátame con cuidado príncipe. -¡Este hilo representa la sucesión de tus días, conforme vayan pasando los días, el hilo se irá soltando!, ¡No ignoro, que desees crecer pronto .....Pues bien, te digo que puedes desenrollar el hilo a tu antojo pero todo aquello que hayas desenrollado no podrás enrollarlo de nuevo, pues los días que pasan ya no vuelven ! El príncipe para cerciorarse dio un jalón al hilo, se miró al espejo y vio la imagen de un anciano decrépito, de escasos cabellos nevados, entonces la débil vocecilla habló así: Haz desperdiciado tontamente tu existencia, ahora ya sabes que los días perdidos no vuelven. Has sido un perezoso ahora pues solo sufres tu castigo.

SEBASTIÁN SANTACRUZ MORALES 6TO. B ESC. JUAN ESCUTIA

93

EL PERRITO DESOBEDIENTE Había una vez una perrita que tuvo cuatro perritos, 2 blancos y 2 cafés, y cuando los perritos habían crecido poquito, un perrito había sido bien obediente hasta que un día, cambió y empezó a portarse muy mal, su mamá lo mandaba para que le ayudara en algunos quehaceres y nunca hacía caso, un día el perrito se fue de la casa sin permiso, su mamá se preocupó mucho porque uno de sus perritos se le había perdido, el perrito se había asustado mucho también y había estado ladrando mucho por sus papás, muy pronto se acercó un carro que tenía muchos perritos, este carro se encargaba de recoger en la calle a los perros que no tenían un hogar, estos le gritaron que se alejara, -- ¡Te van a atrapar! le dijeron, pero el perrito no quiso hacer caso y lo atraparon, la mamá perrita, alcanzó a ver cuando se lo llevaron y corrió para perseguirlo, hasta que el carro se perdió a lo lejos. Después de mucho buscar encontró el carro más adelante ya estacionado en la perrera, esperó a que se durmiera el cuidador y la mamá entró cuidadosamente a rescatar a su hijo, y lo encontró, con cuidado le abrió la puerta y el perrito con tierna mirada, le pidió que sacara también de las jaulas a todos los demás perritos atrapados allí. Al sentirse ya liberados, el perrito se disculpó arrepentido de su comportamiento al ver todo lo que su mamá había hecho por él, a pesar de lo mal que se había portado.

EDSON DANIEL RAMÍREZ URREA 6TO. A ESC. NETZAHUALCOYOTL

94

LOS CUENTOS DE LA ABUELA

Había una vez, un niño que tenía una abuelita que todas las noches antes de dormir le contaba cuentos. Ella había elaborado un libro con bonitos cuentos para el día que tuviera un nietecito. Una noche ella le dijo, ¡Pronto dejaré de contarte cuentos! dijo con tristeza. El niño le contestó:--¡Abuelita, yo no podré dormirme sin escuchar tus hermosos cuentos! La abuelita le respondió: - ¡De todas maneras yo me marcharé tarde o temprano! El niño le dijo: – ¡Yo no quiero que te vayas! Al día siguiente cuando el niño regresaba de la escuela miró que no estaba su abuela, solo estaba su mamá llorando. Cuando el niño miró a su mamá se le salieron las lágrimas y su mamá le dijo: --¡Tu abuela se ha marchado pero te ha dejado el libro con sus cuentos!, el niño lo tomó en sus manos, y como el niño lloró mucho, sus lágrimas borraron las letras y los dibujos del libro, el niño comprendió que ya no volvería a ver a su abuela. Finalmente al paso de los días su madre le hizo un libro nuevo, también con bonitos cuentos como los que le contaba su abuelita, pero su mamá le dijo: ¿Porqué no intentas leerlos? tu abuelita creo en ti el gusto por la lectura, hoy te toca a ti, leerlos para otras personas.

LESLIE IRIDIAN MUÑOZ DAMIÁN 6TO. B ESC. NIÑOS HEROES

95

EL COLLAR PERDIDO Había un vez un cuervo que tenía un hermoso collar hecho de piedras preciosas, al mostrárselo a su amiga la gallina quedó tan encantada que se lo pidió prestado por una noche. – No, de ningún modo dijo el cuervo, la gallina rogó y suplicó hasta que por fin el cuervo aceptó. Se lo prestaría solo por una noche. Ella entonces prometió devolvérselo al día siguiente. Esa noche la gallina se puso el collar y se fue a una fiesta. Sus colegas las gallinas, no hicieron otra cosa que mirarle sus preciosas y maravillosas joyas. Le decían mientras ella se llenaba de orgullo: - ¡ Qué precioso collar, las piedras lucen maravillosamente ! Cuando volvió a su casa decidida estaba a no regresar el collar al cuervo, así que se lo dio a sus polluelos para que lo escondieran enterrándolo en el jardín, luego tomó algunas cuentas de vidrio y comenzó a ensamblarlas. Trabajó durante toda la noche hasta que obtuvo un collar con cuentas igual al del cuervo. Al día siguiente, cuando el cuervo fue a su casa la gallina le entregó el collar, el lo tomó y sin sospechar nada, hecho a volar pero mientras volaba el broche se rompió, y las cuentas se derramaron quebrándose en el suelo. El cuervo se puso furioso cuando se dio cuenta del engaño. Volvió a la casa de la gallina, le mostró las cuentas rotas y demandó que le devolviera el verdadero collar, inmediatamente la gallina aterrorizada le pidió tiempo para ir a buscarlo. El cuervo aceptó de mala gana dándole un solo día para que se lo regresara al siguiente día sin falta. -- ¡ Quiero mi collar !. Al día siguiente el cuervo entró a la casa de la gallina y los polluelos escarbaron el suelo, los polluelos estaban frenéticos no recordaron donde habían enterrado el collar. Ella trató de explicarle al cuervo lo que había sucedido pero el no creyó una sola palabra. Pensó que era otro de sus trucos. El cuervo enojado exigió a la gallina que pagara el precio del collar perdido. Ella debería entregarle un polluelo cada día hasta que le fuera devuelto el collar. Por esa razón las gallinas escarban el suelo día a día, ellas cavan agujeros en la tierra buscando el collar perdido con la esperanza de que los cuervos dejen de llevarse sus polluelos. JACQUELINE GERMAN CASTELO 6TO. B ESC. NIÑOS HEROES

96

MIEDO A MORIR En una noche de miedo, Samuel, se encontraba solo acampando en un bosque, pues quiso tener un descanso. Primero empezó a prender fuego, instaló su casa, cuando terminó se empezó a escuchar voces y ruidos que se acercaban a él, Samuel sintió miedo y empezó a correr lo mas rápido que podía. De pronto se apareció frente a él un hombre que parecía lobo, Samuel al verlo con desesperación dijo:-- ¡Sálvenme no quiero morir! En ese momento lo comenzaron a corretear momias, que se les miraba cómo se les caía la carne, de lo feas que estaban, se desmayó. Las momias se lo llevaron a un extraño lugar, cuando despertó estaba atado de pies y manos a un palo y parecía que lo iban a quemar, Las momias empezaron a bailar y hablar un poco raro, el rogaba que no lo quemaran. Y dijo: -- ¡no me quemen! --- ¡ se lo suplico !, casi lloraba en ese momento pues ya tenía miedo a morir. Luego de un rato el hombre que parecía lobo se le acercó, pero el resistió con todo su corazón ya que estaba atado, y él pensó: -- No sé porque tengo miedo, -- si yo se que nada de esto existe, de repente ¡se despertó! Se levantó de su cama y corrió a contarle lo que había soñado a su mamá.

JESÚS FERNANDO REYES PENADO 6TO. B. ESC. NIÑOS HEROES

97

SE VENDEN GORRAS Había un vez un vendedor ambulante, que vendía gorras, era un vendedor típico, de esos que llevan la mercancía al lado de ellos, pero él la llevaba sobre la cabeza. Primero se colocaba una gorra de cuadros y luego otras grises sobre éstas unas de color marrón, encima unas gorras azules y, por último las rojas.

Recorría las calles de arriba abajo, muy erguido para evitar que se le cayeran las gorras.

A su paso pregonaba -¡Gorras! ¡Se venden gorras! ¡A cincuenta cada una! Una mañana no pudo vender ni una sola, caminó de un lado a otro de la calle, pero esa mañana nadie le interesaba comprar gorras, el vendedor empezó a sentir hambre, pero como no había vendido ni una, no tenía dinero para comer y además estaba cansado.

Daré un paseo por el campo dijo, y se fue caminando con cuidado para que no se le cayeran las gorras, caminó por un largo rato, hasta que llegó junto a un árbol grande; -- este me parece un buen sitio para descansar, -pensó y se recostó con cuidado, y se quedó dormido profundamente, cuando se despertó se sintió descansado y reanimado. Al levantarse se tocó la cabeza para asegurarse de que las gorras seguían ahí, y en su lugar, ¡Cual fue su sorpresa! Al comprobar que solo traía la de cuadros, buscó a la derecha, buscó a la izquierda y nada, buscó a sus espaldas y nada, buscó detrás del árbol y nada, finalmente miró hacia arriba. 98

¡Y vio a unos monos con sus gorras, cada uno en cada rama, sentados con una gorra de diferente color, grises, marrón, azul y rojo; el vendedor se quedó mirando a los monos, y muy enojado apretó los puños con fuerza y les gritó: -- ¡Escúchenme, devuélvanme las gorras inmediatamente!, pero los monos solo apretaron los puños con fuerza

y el vendedor de gorras muy enojado, como no le hicieron caso, tiró su gorra de cuadros al piso y los monos imitándolo, tiraron todas las gorras al piso, y éste las levantó todas, primero su gorra de cuadros, luego las grises, después las marrones, a continuación las azules y por último todas las gorras rojas, y se alejó muy contento del lugar a seguir vendiendo sus gorras de cuadros, grises marrones, azules y rojas.

BRANDON DAVID CORRALES PEREZ 5TO. A ESC. NIÑOS HEROES

99

LAS COSAS NO SON LO QUE PARECEN En una tierra maravillosa vivían dos hermanas, una era como una rosa y en cambio la otra era fea, cuando iban juntas aumentaba la belleza de la primera y aumentaba la fealdad de la segunda, a la gente esto le llamaba la atención, por ese contraste entre la una y la otra, pero lo que la gente no se imaginaba era, como era el corazón de cada una. La más guapa era toda egoísta, rebelde y presumida, odiaba a todos y maldecía sin parar.

En cambio la más fea, era toda por dentro hermosura, siempre estaba alegre, y le gustaba contemplar las flores cada día y cuando paseaba por el jardín hablaba con los pajarillos. Sus padres la querían mucho pero sentía una gran pena y lastima por ella, porque creían que sufría por su fealdad.

Un día de esos, en que su padre estaba desolado y triste le dijo: --Hija mía, se que tu sufres por tu poca belleza, que tienes que sufrir mucho viendo a tu hermana tan bella, tan hermosa rodeada de jóvenes que la cortejan, y tu siempre sola, encerrada en tus pensamientos, ¿Qué será de ti el día que ya no estemos? -- ¡ Oh padre! ---No sufras por mí, yo nunca estoy sola, -- tengo muchos amigos, tengo mis pajaritos, tengo mucha belleza a mí alrededor y yo disfruto de todo lo que me rodea, -- y te equivocas padre si crees que envidio a mi hermana, -- al contrario, -sufro por ella.

¿Cómo puedes decir eso hija?, --¿no te entiendo? -- Mira padre, -todos la contemplan por fuera, --en cambió yo, -- la veo por dentro y me 100

da pena, --su corazón es duro, -- no ve la belleza que hay a su alrededor, --todo le molesta hasta los pajaritos y sus cantos.

--Por eso,-- como te digo, --Padre mío, --no sufras por mí, --yo soy feliz así, --y le doy las gracias a Dios por todo lo que tengo, -- yo se lo pedí, --porque así valoro todo lo que hay en la vida, --en cambio mi hermana se marchará de esta vida sin saber lo que es la felicidad, --sin conocer lo que es el amor puro y desinteresado.

El rey al morir, pidió que su hija la buena y sabia, quedara al frente de su reino, él estaba seguro de que ella llevaría el reino por el buen camino y hasta encontró a un valiente caballero que pudo ver su hermoso corazón.

GABRIEL ZAMORANO JIMÉNEZ 6TO. B ESCUELA JUAN ESCUTIA

101

DAVID Había una vez un niño que se llamaba David, éste llegó de otra ciudad, cuando sus papás lo llevaron a la escuela, sus compañeros no lo querían porque era muy aplicado y nadie le ganaba a contestar, pero cuando jugaba futbol los niños se burlaban de él, porque no sabía jugar, cansado de las burlas, un día se le ocurrió a David lo siguiente: les propuso a los niños que él podría ayudarles a estudiar, para que tuvieran mejores calificaciones, y los niños le enseñaran a jugar fútbol, así desde ese día, fueron los mejores amigos del mundo.

DAVID RAFAEL MUÑOZ BERNAL, 2DO.‘’A’’ ESC. FCO. SARABIA

102

LA PERRA LOLA

Había una vez una niña que se encontró una perra, y le puso por nombre LOLA, era muy cariñosa y juguetona, pero no podía quedarse con ella, porque vivía en una casita muy pequeña, de pronto un día, su papá compró una casa con jardín, entonces su hija se puso muy feliz porque pudo quedarse con Lola.

ANDREA PAOLA GUERRERO CASTRO, 2DO. B ESC. FRANCISCO SARABIA

103

LA FLOR MÁGICA Había una vez, una flor mágica que si le tocabas un pétalo te concedía un deseo, un día, una niña que conocía de esa flor, la buscó, la encontró y deseó ser una princesa, pero la flor no pudo cumplirle su deseo y la niña se enojó tanto que la arrancó, entonces, después de un rato se arrepintió y la volvió a plantar, pero ya era muy tarde, estaba un poco seca, pero le quedaba un pétalo y lo tocó, entonces le pidió “flores mágicas” y empezaron a salir muchas flores y la niña se puso muy feliz y prometió que nunca volvería a cortar ninguna, al contrario, la cuidaría.

ADRIANA MARTINEZ ALVAREZ 2DO. “A” ESC. JOSE MARIA MORELOS Y PAVON

104

EL JARDÍN DE ABRIL Había una vez una princesa llamada Abril, era muy bonita y todos la admiraban por ser gentil y amable con ellos, esta princesita todos los días iba al bosque a cortar rosas rojas y blancas, cuando ella iba de regreso al castillo, entregaba rosas a todas las personas con las que se encontraba a su paso y el resto las llevaba a su cuarto y con ellas lo adornaba. Como su recámara estaba llena de rosas Abril, no se había dado cuenta que entre ellas estaba una zorra que por las tardes, cuando ella salía a cortar rosas, la seguía para protegerla de todos los animales salvajes del bosque. Un día Abril se enfermó y quedó en coma y todas las rosas se empezaron a marchitar, pasaron muchos días y Abril no despertaba, hasta que un día dentro de las rosas empezó a salir una voz que decía: --Abril tienes que levantarte o tu padre y toda la gente que te quiere morirán de tristeza. Las personas que se encontraban dentro del cuarto quedaron sorprendidas al escuchar aquella voz, la cual no sabían de donde provenía y más aún cuando después que se apagó la luz Abril despertó. Al paso de los días, cuando Abril estaba mucho mejor, las rosas empezaron a florecer y el Rey mandó organizar una fiesta para celebrar que la princesa había despertado, la princesa seguía cortando rosas, cuando de pronto un día, sintió que alguien la iba siguiendo, ella volteó y no miró a nadie, así que siguió hasta el lugar donde siempre cortaba las rosas y corrió asustada hasta llegar al castillo, ya estando en su cuarto mientras acomodaba las rosas, se encontró al zorro, ella se asustó y el zorro le dijo: que no le tuviera miedo, porque el había sido enviado para protegerla. Ella no entendía nada, pero sintió confianza y guardó el secreto. Él le fue contando la historia de cómo había llegado ahí, y le confesó que él era su hermano, que lo habían robado unas brujas cuando era un chiquillo y la única forma de romper el hechizo era que ella formara una jardín con los 7 colores del arcoíris, ella seguía sin entender pero estaba dispuesta a ayudar al zorro, y fue con sus padres a contarles lo que sucedía. Sus padres le platicaron lo que le había ocurrido a su hermano, que estaba desaparecido lo creyeron muerto, ella les dijo que su hermano no había muerto y llamó al zorro o más bien a su hermano y entre todos 105

planearon como recolectar las rosas para el jardín de colores del arcoiris que la bruja pedía. El Rey reunió al pueblo y les comentó lo sucedido y estos inmediatamente empezaron a recolectar rosas de todos los bosques y pueblos cercanos, la noticia corrió por varias poblaciones y estos empezaron a ayudar a Abril, llevándole miles y miles de rosas de los colores fueron tantas, que un día apareció el príncipe, alto y guapo ante sus padres y su hermana Abril, el hechizo se había roto, ellos lloraron de gusto al verlo por fin la familia estaba unida, eso era lo más importante, el rey dió una gran fiesta para todos los pueblos vecinos que los habían ayudado tanto y fueron muy felices.

. DARIANNE ITZEL ZUÑIGA ROCHIN 4TO. A ESC. JUAN ESCUTIA

106

LA PUERTA

Había una vez una puerta que nunca la abrían. Su sueño era que alguna vez la abrieran. Un día pasó una niña mala y le preguntó la puerta: -Niña: --¿Me puedes ayudar? La niña le respondió: -! No, no quiero! La puerta le dijo: -¿Porqué nunca me abren? A lo que la niña le contestó que nunca le abrían porque adentro estaba muy sucio. Uno de esos días pasó un señor muy amable y la puerta le dijo: -¿Pueden abrirme? -¡Claro que sí! – Le dijo el señor- “Nomás espéreme un poco, voy por un cerrajero” Cuando fue el señor, la puerta estaba desesperada porque llegara el señor de nuevo. Al rato, llegó el señor con el cerrajero. La puerta estaba contenta. Ya que abrieron la puerta, empezaron a limpiar todo y el lugar lo hicieron biblioteca, y así, todos los días abrían la puerta, entraban muchos niños y niñas, señores y señoras. La puerta estaba feliz. Un día llegó la niña mala y la puerta estaba abierta. Sorprendida y avergonzada, la niña le preguntó a la puerta que si podría entrar, a lo que la puerta le dijo: -¡Sí, pero con una condición!

107

-¿Cuál? Dijo la niña. ¡Qué seas buena con todos! – dijo la puerta, la niña lo prometió y entró, y la puerta fue feliz por siempre y más porque todos los niños que entraban por ella salían muy contentos al ver todos los libros bellos que leían en aquel lugar.

LUISA FERNANDA CABRERA GALLEGO 5TO. “B” ESC. JOSE MARIA MORELOS Y PAVON.

108

ELIZA Y SARA Había una vez una gatita de color blanco con manchas negras llamada Eliza y una perrita de color café oscuro a quien llamaba Sara. El carácter de Eliza la gatita no era para nada amigable, mientras que Sara era todo lo contrario. Ella era muy amigable con todo el mundo. Un día, Eliza fue a caminar por el parque y cuando iba caminando se encontró con Sara la cual la saludó amablemente, pero Eliza no le regresó el saludo e hizo como que nadie le dirigía la palabra. Sara la perrita se sintió muy mal por la grosería, porque ella si quería ser amiga de Eliza. Un día Sara fue a la casa de Eliza y charlaron un buen rato. Eliza le dijo que ella estaba bien así sin amigas, que no las necesitaban y que además los gatos no podían ser amigos de los perros. Sara se fue pero regresó al día siguiente e insistió en que fueran amigas. Elisa se dio cuenta de la sinceridad de Sara y pensó que había sido muy dura con ella, así que fue a casa de Sara y le pidió disculpas por la forma en que se había portado con ella y le dijo que sí quería ser su amiga. Sara aceptó y al poco tiempo Elisa ya se había dado cuenta de que Sara era muy buena amiga y que para la verdadera amistad, no importaba si eras gato o perro o cualquier animal.

LIZBHET MUÑOZ NAVARRO, 5TO. ‘’B’’ ESC. JOSE MARIA MORELOS Y PAVON

109

LOS RATONES Y EL GATO Había una vez un ratón que vivía en un agujero de una casa abandonada, eran muy pobres y el ratón decidió salir a buscar trabajo, pero cuando salió miró a un gato muy asustado y se metió de nuevo a su casa y le dijo a su esposa: ¡Hay un gato enorme en el patio y nos quiere comer, que será de nosotros y nuestros hijitos! y la ratona le dijo: déjate de tonterías esperaremos al anochecer para salir, y buscaremos comida. Al ocultarse el sol, en eso, empezaron a escuchar ruidos extraños, cada vez eran más fuertes, estruendosos, y recordaron que sus pequeños estaban jugando en el patio, --¡Hay de mis hijos dijo la ratona, ya se los comió el gato! Los dos ratoncitos corrieron a salvar a sus hijitos, pero cuál sería su sorpresa que al llegar al patio trasero de la casa los pequeños jugaban con el gato muy alegremente, el gato se presentó y les dijo: Que sus dueños lo habían abandonado en esa casa, y que tenía hambre, pero que jamás se comería un ratón, eso le pareció muy bien al papá ratón, por eso desde ese día salen a buscar comida y se ayudan unos a otros como un equipo o una verdadera familia.

DALIA JUAREZ FACUNDO, 5TO. A ESC. IGNACIO ZARAGOZA

110

LAS AVENTURAS DE RESORTITO

Había una vez un gusanito que se llamaba resortito. Un día resortito salió a pasear, ya que a el le gustaba trepar por los árboles para así comer sus ricas hojas. Pero un día que el salió a comer, estaba tan entretenido comiendo que no se dio cuenta de que un pajarito se lo quería comer. Y fue entonces que resortito volteó hacía arriba y miró al pajarito, y se asustó tanto que empezó a caminar con todas sus fuerzas, el sentía que ya no podía más, cuando de repente encontró un hueco en el árbol y se escondió, logrando así escapar del pajarito que se lo quería comer. Cuando él regresó a su casita, le platicó a su mamá la experiencia que tuvo y su mamá le dijo: -- hijo a la otra vez que salgas, no te alejes tanto y fíjate por donde andas; para que no corras ningún peligro. Y el gusanito resortito siguió los consejos de su mamá y cada vez que salía llegaba muy bien y así él y su mamá vivieron felices para siempre.

JAZMIN CHIQUITO SOMOZA 4to. ‘B’ ESC. JOSE MARIA MORELOS Y PAVON

111

EL SUEÑO DE UN FAMOSO REPORTERO Había una vez un niño llamado Rodrigo que soñaba con ser un reportero muy famoso. Su familia se había mudado a otra ciudad y como iba a ser su cumpleaños le pidió a su papá las cosas necesarias para ser reportero, pero no tenían dinero por que el papá no tenía trabajo pues era su primer día en la ciudad. A la mañana siguiente se levantaron temprano para acomodar los muebles. Un poco más tarde sonó el teléfono, era el hermano mayor de Rodrigo que le había prometido ir el día de su cumpleaños, pero esa vez no pudo ir porque su jefe no lo dejó. Sus papás le dijeron que iría para Navidad. Su mamá le dijo que la mañana siguiente se presentaría en la escuela. Pasó una semana y Rodrigo ya se había acostumbrado a su nueva escuela y a la ciudad. Un día al llegar de la escuela, su mamá le preguntó: -“¿Cómo te fue? Y él le contestó: - “Muy bien, hasta hice amigos”. Casi se acercaba la Navidad y el papá no conseguía trabajo. Su hermano mayor iba llegando para Navidad, y Rodrigo le preguntó: -“¿Me trajiste mi regalo?” pero el hermano le contestó: -“No pude, porque lo que querías ya se había acabado”; 112

Al anochecer Rodrigo soñó otra vez que era un reportero que estaba en lugares inundados y en países donde se destrozaban las casas. Y así estuvo soñando toda la noche que era un reportero muy famoso. A la mañana siguiente ya era Navidad. Al bajar le contó a su mamá y su papá lo que había soñado. Más tarde llegaron sus familiares con muchos regalos. Sus primos le enseñaron sus regalos. A las doce de la noche, su papá sacó el regalo que le había comprado. Era lo que tanto deseaba: Un juego de reportero. Los años pasaron y ya de grande buscó trabajo de reportero. Su sueño se hizo realidad. Emily Nicole González Gil 5to “B” ESC. JOSE MARIA MORELOS Y PAVON

113

EL LEON Y EL TUCAN Era una vez un león que gobernaba una selva. Este león se llama Rico y a los animales de la selva los explotaba y los tenía bajo sus órdenes. Si se revelaban ante su mandato los castigaba pues los hacía trabajar el doble. Un día a la selva llegó un tucán llamado Frank; como no sabía que sucedía en la selva fue a ver a Rico el león. El le explicó que debía trabajar para poder comer y vivir allí en la selva. El tucán Frank trabajó y trabajó, pero no dejaba de observar como el león los explotaba. El tucán formó un ejército junto con sus amigos, Jony el elefante y Fer el changuito. Los tres unidos vigilaban a Rico y al paso del tiempo planearon como quitarlo de ser el gobernador de la selva. Frank fue con Rico y le dijo: - “Rico te retaré para quitarte de ser gobernador, porque no lo mereces” Rico era cobarde y llamó a Fordan su soldado, el cual era un gorila muy malo para enfrentarse con Jony el elefante. Jony pudo derrotarlo, y después le dijo a Rico el león: - “Ahora tu vas a ser esclavo por las buenas o por las malas”. Entonces Rico fue esclavo de todos y Frank y sus amigos gobernaron la selva. Jamás ni un solo animal de la selva tuvo que trabajar. Así fueron felices. Y Rico entendió que se debe ser amable con los de su tierra. Pricila Sarahí Apodaca Fierro 5to “B” ESC. JOSE MARIA MORELOS Y PAVON

114

EL SEÑOR BIGOTES Había una vez un niño que quería ser un superhéroe y siempre jugaba con su hermano al hombre araña. Sus amigos le echaban burla por chaparro y gordo. Vivía arriba de una montaña y siempre se agarraba del poste de la luz y se aventaba al río. Un día le salió bigote y corrió con su mamá y le dijo: - “Mamá, mamá, desde hoy seré el hombre bigotes” Durante las noches, el niño se fue haciendo alto y delgado y el bigote fue creciendo y creciendo. Un día se dio cuenta que el bigote se movía por sí solo y que cuando levantaba sus manos hacia arriba el bigote crecía más, hasta que pudo agarrarse del poste de la luz con el bigote y estuvo muy feliz por siempre.

Gibrán López Porras 5to “B” ESC. JOSE MARIA MORELOS Y PAVON

115

LAS RANAS Había una vez un ranchito que se llamaba “El Rosal”, llovía mucho y abundaban las ranas, una vez ellas decidieron hacer algo, como el ranchito era triste y silencioso empezaron a cantar todas las noches, pero sucedió algo que no se esperaban, la gente empezó a quejarse, ellas siguieron cantando, pero fue tanto el enojo de las personas que las ranas mejor dejaron de cantar y se pusieron muy tristes. Después de un tiempo

empezaron

a extrañarlas, había muchos

murmullos y las personas se decían unas a las otras "a mi no me molestaban" otros "a mi me dormían con sus cantos", finalmente todos aceptaron que hacían falta; empezaron a esperarlas todas las noches para escucharlas pero ellas no salían. Cierto día una niña de 4 años espero la noche para hablar frente al lago y decirles a las ranas que su mamá le contó que hacia tiempo todas las noches cantaban muy bonito y que las personas estaban esperando oír sus cantos y en nombre de todos los del pueblo les pedía que volvieran a cantar, pero más por ella misma ya que quería escucharlas.

Pasaron los

días y la niña empezó a llorar frente al lago y sus lágrimas cayeron al agua y las ranas se compadecieron de ella y comenzaron a cantar. La gente y la niña las escucharon y aplaudieron mucho ya que le había gustado, las ranas se pusieron felices y desde ese día volvieron a cantar. Si quieren escucharlas solo hay que ir donde este lloviendo y esperar la noche frente al lago. ANDREA MEZA RINCON GRADO Y GRUPO: 3ro. B ESC. JOSE MARIA Y MORELOS

116

EL BOSQUE ENCANTADO Había una vez una niña que vivía en el bosque y tenía que ir a la escuela pero no le gustaba, porque sus amigos le decían que al pasar por el bosque había un lugar oscuro y encantado. Cada vez que iba a la escuela pasaba por ese lugar y ella lloraba mucho todos los días de miedo. Un día una luz brillante se le apareció y ella sin miedo le preguntó ¿quién eres?, le respondió “soy un hada” la niña le dijo: “que quieres de mi” “vengo a concederte un deseo” responde nuevamente el hada; la niña se puso feliz y su deseo fue que el bosque ya no estuviera encantado para poder caminar sin miedo al ir a la escuela, el hada le concedió su deseo y desde entonces camina muy tranquila por ahí.

Diana Rachell Hernández Lares 2º. B Esc. José maría Morelos y pavón

117


CUENTOS INFANTILES