Issuu on Google+

VANGUARDIA | LUNES 12 DE SEPTIEMBRE DE 2011 | NO. 289 | WWW.SEMANARIOCOAHUILA.COM

PERIODISMO DE INVESTIGACIÓN

LAS

ABORTERAS Estuvimos en la casa de estas mujeres que a base de brebajes, inyecciones y técnicas caseras, realizan abortos clandestinos. Si nuestro equipo de investigación las encontró, ¿por qué las autoridades no?


EN UN DOS POR TRES

Por Alfredo García

LA FAUNA

Jugarse la vida

2.

Con todo, el casino en llamas dejó su lección. Es un ejemplo de lo que puede suceder cuando una empresa semilegal está en manos

tanto de la corrupción gubernamental como de los grupos del crimen organizado. El municipio y los cárteles le vendían protección a cuotas cada vez más elevadas, Y la casa de tahúres fue tan culpable como los sicarios que la incendiaron, al tener clausuradas las puertas de seguridad. En un lugar donde se maneja tanto dinero, es comprensible que se tomen medidas extremas para controlar el acceso y salida de personas. Es raro que un banco se incendie –el dinero virtual no es pasto de llamas-, pero en caso de un asalto los clientes corren de manera inevitable un grado de riesgo. De manera que también los clientes del casino sabían a lo que se exponían acudiendo a un centro de apuestas no semicanldestino, pero cuyo funcionamiento era tolerado o permitido de manera semilegal. Los 52 muertos del Royale no fueron

los 63 de Pasta de Conchos, cuyos cadáveres nunca se recuperaron y que no merecieron un triste día de duelo nacional.

3.

En este ambiguo y resbaladizo terreno donde se fincan los casinos, los salones de table dance, los prostíbulos, los cuerpos de seguridad son tan peligrosos como las bandas de delincuentes. Sería más sencillo legalizarlos de plano, y atenernos a las consecuencias, como aconseja Vicente Fox en el caso del consumo y comercio de estupefacientes. O prohibirlos por completo, como sucede con el uso y tráfico de drogas. De otra manera, los clientes serán quienes paguen la deuda de sangre que contraen mensualmente los tahúres de la casa tanto con las autoridades legalmente constituidas como con el poder de facto del crimen organizado.

SEMANARIO

Ilustración: José Rodríguez

Actrices: De una lubricidad espeluznante, se entregan a orgías, devoran fortunas, acaban en el hospital. Perdón, las hay también que son buenas madres (Gustave Flaubert).

| Diccionario de autores

SI YO FUERA PRESIDENTE ¿Se imagina sentado en la silla que ahora ocupa Felipe Calderón?

1.

Si yo fuera presidente lo principal sería mejorar la seguridad pública, no nos sentimos protegidos como debería de ser.

2.

Creo que hay que cuidar el medio ambiente, no tirar basura en las calles y tener una buena imagen.

3.

Un aspecto muy importante también es relacionado con medio ambiente, y es que la contaminación no es sólo la basura, también el ruido, y los anuncios, sería una buena idea que todo ese estuviera en forma también.

4.

En lo que respecta a salud, hay una labor muy grande por hacer en

Elizabeth Rodríguez Maestra

el tema de obesidad. Lo que se necesita es fomentar el deporte, fomentar la sana alimentación.

5.

La lectura. Es importante que los jóvenes lean más, no por estar en contra de las nuevas tecnologías, sino porque es vital que los jóvenes lean, que tomen un libro. Pasa que luego, no saben siquiera usar un diccionario…

LA LICUADORA Nadie es homogéneo, análogo, todos son una mezcla de… Una pizquita genética de fulanito, otra de menganito y una cucharadita de perenganito. Si no lo crees, ve cómo metes en una licuadora un tantito de éste, más del otro y un puñito de aquél, y luego verás quién sale:

Sarkozy

Ben Affleck

Eduardo Capetillo

Carlos Loret

VANGUARDIA Lunes 12 de septiembre de 2011 / www.semanariocoahuila.com

1.

El incendio del Casino Royale fue un hecho trágico, pero también vergonzoso. La bandera que bajó en señal de duelo nacional, estuvo a punto de rozar el lodo político. Seguimos sin comprender la histeria de López Dóriga, rasgándose vestiduras fúnebres en la pantalla, sin duda antes de tiempo. La tragedia humana ocurrió encima de una cloaca, en un nicho de corrupción donde las autoridades municipales de Monterrey no están más limpias que los cárteles. Por lo demás, el locutor nocturno actuó a sabiendas como un vocero de Televisa, empresa dueña de un buen número de concesiones para casas de apuestas.

3


| Claro que ud. lo sabe

| Los menesteres del ocio

|| Por Miguel Agustín Perales

|| Por Alfredo García

1.- Pese la heroica resistencia de los cadetes, el Castillo de Chapultepec cayó el 13 de septiembre de …

En este marasmo de violencia institucional y demagogia superflua, la Red Estatal de Bibliotecas, dirigida por Ricardo Aguirre, ha inaugurado una edición más de su Feria del Libro en Saltillo, ahora con proyección internacional, con la presencia de Argentina y Cuba como países invitados, y dedicado a la personalidad y la obra del gran Jorge Luis Borges. De nueva cuenta, un convoy garciamarquiano de libros y una caravana de libreros llegaron a nuestra ciudad –ciudad culta por antonomasia, por lo menos hasta hace un cuarto de siglo- a instalar un jubiloso otoño de hojas impresas, de hojas cosidas y encuadernadas, en las instalaciones del Museo del Desierto. Es hora de desmentir dos o tres lugares comunes que se manejan respecto al libro y la lectura. Una imagen puede decir más que mil palabras, es cierto, pero una imagen es siempre una palabra. Cuando veo un árbol, primero leo la palabra árbol y luego empiezo a ver las ramas, el follaje, los pájaros. Más exacto sería decir que toda imagen es un ideograma, como en la escritura china, que la imagen de un pájaro, ya se encuentre en un códice maya o en un papiro egipcio, vale lo mismo que la palabra pájaro. Así pues, una civilización audiovisual como la presente constituye también una banda de lectura, un rollo jeroglífico que debemos descifrar con la misma técnica y el mismo alfabeto que aprendimos en los talleres de Gutenberg. Otro malentendido tiene que ver con la supuesta extinción del libro, ante la diversificada avalancha de los medios electrónicos. El libro es un artefacto relativamente joven, que cuenta apenas un poco más de seis siglos. Otras formas de expresión, como la cerámica y los textiles, suman una antigüedad de 25 mil años. Ahora bien, los medios electrónicos no representan

■ ■ ■ ■

SEMANARIO

VANGUARDIA Lunes 12 de septiembre de 2011 / www.semanariocoahuila.com

A) Emilio Rabasa; B) José María Roa Bárcena; C) Juan Bautista Morales; D) Manuel Payno.

3.- En …, Don Miguel Hidalgo y Costilla decretó la abolición de la esclavitud. ■ ■ ■ ■

A) 1811; B) 1810; C) 1808; D) 1809.

6.- O mio babbino caro es un aria de la ópera …, de Puccini. ■ ■ ■ ■

A) Il tabarro; B) Suor Angelica, C) Gianni Schicchi; D) Edgar.

7.- De acuerdo con la Biblia, el rey Salomón era hijo de David y … ■ ■ ■ ■

A) Betsabé, B) Abigaíl; C) Micol; D) Abisag.

8.- El martirio de Morelos es una obra teatral de …

4.- Para el filósofo Anaxímenes, … es el elemento constitutivo del universo. ■ ■ ■ ■

A) eneágonos; B) pentágonos; C) hexágonos; D) heptágonos.

■ ■ ■ ■

A) Rodolfo Usigli; B) Sergio Magaña; C) Jorge Ibargüengoitia; D) Vicente Leñero.

A) el agua; B) la tierra; C) el fuego; D) el aire. Respuestas:1) a, 2) c; 3) b; 4) d; 5) b; 6) c; 7) a; 8) d.

4

■ ■ ■ ■

A) 1847; B) 1844; C) 1849; D) 1846.

2.- El gallo pitagórico es una obra satiríco-política de … ■ ■ ■ ■

5.- Un dodecaedro convexo regular está formado por 12 … regulares.

SUPERMÉNDEZ

un sustituto sino una extensión del libro y la lectura. La radio, la televisión, la Internet son simples medios complementarios: el libro continúa aportando el texto fundamental que se difunde a través de dichos medios. La empresa Google ha digitalizado millares de libros, para componer con ellos una biblioteca virtual de evidente inspiración borgiana. Gracias al correo electrónico, la gente de este siglo, y sobre todo los jóvenes, han vuelto a escribir cartas. El teléfono perdió apenas ayer la batalla ante la Internet, así como antier la radio se rindiera ante la televisión. Pero el libro continúa incólume, como sustento y receptáculo de toda suerte de contenidos intelectuales y emocionales, personales y comunitarios. Ha sido un placer acudir nuevamente a la Feria y perderse en el laberinto de libros. Disfrutar con los cinco sentidos de los libros en todos sus formatos, tamaños y modalidades. Desde los libros de arte, de grandes dimensiones, que se anticiparon a las producciones audiovisuales para televisión e Internet, hasta los audiolibros, humildes nietos del radioteatro. Desde las ediciones en tamaño minúsculo, que parecen impresas para un mercado de pulgas, y que son del tamaño de un teléfono celular, hasta los libros infantiles desplegables y en relieve, auténticos prodigios de artesanía editorial, que compiten a un tiempo, por su preciosa vistosidad, con los videojuegos, la televisión, el cinemascope y cualquier villano hiperfuturo que alguien quiera enfrentarles. Sin olvidar, naturalmente, los libros en braille (¿existe ya, por cierto, una televisión para ciegos o una pantalla de computadora que pueda leerse con los dedos?). Leer: esa es la palabra clave para abrir las puertas de este mundo y los otros mundos que hasta ahora haya podido inventar el hombre.

El único superhéroe de Saltillo y la región (incluyendo Ramos)

Por J. Latapí


VIDEÓDROMO

Por Esteban Cárdenas

DAMAS EN GUERRA LOS ADMIRADORES DE LA COMEDIA SEGURAMENTE AMARÁN ESTA CINTA Llamar a Damas en Guerra “la ¿Qué pasó ayer? de las mujeres”, como lo han hecho algunos periodistas, es injusto; esta película de Paul Feig es bastante más divertida que su disque contraparte masculina, y más allá de la comparación obvia, me pareció mucho mejor. Damas en Guerra trata sobre Annie (Kristen Wigg), una dama de honor (¿así se les llama en español?) cuya vida comienza a desquebrajarse cuando le piden matrimonio a su mejor amiga Lilian (Maya Rudolph). Annie acaba de perder su negocio. Está pasándola mal, y ahora cree que está a punto de perder a su mejor amiga; además, tendrá que soportar todos los rituales de la pre-boda, y competir por la amistad de Lilian con Heather (Rose Byrne), una de las otras damas de compañía. Damas en Guerra es una comedia romántica vulgar (en el buen sentido de la palabra) e ingeniosa que demuestra que las mujeres

Paul Feig 2011

6

VANGUARDIA Lunes 12 de septiembre de 2011 / www.semanariocoahuila.com

SEMANARIO

pueden ser igual de desfachatadas, borrachas y cachondas que los demás personajes de Hollywood. Además de protagonizarla, Kristen Wigg coescribió el guión, que funciona en gran parte por su elenco. Paul Rudd tiene mucha experiencia con la comedia improvisada, y su dirección ligera le da oportunidad de explayarse con los actores, quienes, evidentemente, improvisan gran parte de sus “punch lines”. Ha de haber sido divertidísimo trabajar en esta película. Prácticamente puedes escuchar las risas detrás de cámaras de los involucrados, por que ha de ser difícil mantenerse callado con algunas de las puntadas que salen de sus actores. Esta improvisación refrescante se ha vuelto el sello de las películas producidas por Judd Appatow (Virgen a los Cuarenta, Ligeramente Embarazada), quien ya había trabajado mucho con Rudd en la excelente serie de televisión Freaks and Geeks. Ahora, Appatow y Rudd, quienes han realizado comedia protagonizada por hombres, le dan su tratamiento

de comedia al mundo de las despedidas de soltera, con resultados excelentes. Kristen Wigg es una mujer mucho muy divertida, y es de las más grandes cómicas que han salido del programa Saturday Night Live en las últimas dos décadas. Los admiradores de esa escuela de comedia seguro apreciarán esta cinta, en donde la actriz hace excelente mancuerna con Maya Rudolph, otra graduada del programa de NBC. Además de hacernos reír, Wigg nos hace sentir empatía con su personaje, y logra balancear el cinismo con la sinceridad. La pelícu-

RADAR

Suena a…

Por Esteban Cárdenas

My Bloody Valentine

escardenas@vanguardia.com.mx

The Horrors Skying 2011

la tiene su dosis de cursilería, pero sin caer en ese mundo exclusivo para mujeres de Sex and the City. Trasciende el género para convertirse en una comedia romántica para todos, menos para menores de edad y el público sensible a una que otra “asquerosidad”. Damas de Compañía está llena de momentos memorables, y es conmovedora al igual que chistosa. Entre muchas otras, hay una secuencia en un avión que es oro cómico, y aunque la historia nunca llega a las Vegas, es un viaje divertidísimo que resonará tanto con el público masculino con el femenino.

El tercer disco de esta banda inglesa parece tratarse todo sobre la lluvia, sobre estar dormidos, sobre despertarse, sobre el cielo: conceptualmente, sucede dentro de un mismo lugar, pero musicalmente tiene suficientes variaciones como para mantenernos atentos, y una producción lujosa que pide prestado de los sonidos de bandas ochenteras de shoegaze como My Bloody Valentine, sin caer en una copia barata de nostalgia. Después de aparecer cientos de veces en revistas como NME y de convertirse en favo-

ritos de la crítica, The Horrors han salido ilesos de su propio hype, y en Skying toman una nueva dirección musical original e innovadora. The Horrors, a pesar de su nombre y de sus peinados, son mucho más que una banda “de moda”: son uno de los más interesantes representantes del brit rock trabajando actualmente. Que se vean como hipsters insoportables es secundario a su talento, y eso es un cumplido muy grande, sobre todo en estas épocas, en donde todos son tan cool que ya casi nadie lo es.

Loveless 19919

Slowdive Souvlaki 1993

These New Puritans Hidden 2010


Dicen qu que a ba abort visit贸 la

8 VANGUARDIA Lunes 12 de septiembre de 2011


ORTO estino

ue en cada colonia de Saltillo hay una de estas mujeres ase de brebajes, inyecciones y técnicas caseras realizan tos clandestinos por unos cuantos pesos. Semanario as casas de Doña Belén, Doña Josefina y Doña Beatriz, embajadoras de la muerte POR JESÚS PEÑA FOTOS: R E F U G IO C A L L E ROS

Lunes 12 de septiembre de 2011 VANGUARDIA 9


Cada vez que oigo hablar a doña Belén no puedo, ni por un segundo, dejar de sentir ñáñaras. — ¿Y voy a sangrar? — Sí, vas a sangrar… — ¿La cuestión es que sangre para ir a un hospital? — Sí, para que te hagan el legrado, y si tienes suerte, que Dios nos perdone y se te venga todo, pos ya fregaste, porque ahí nada más tomas un antibiótico y sigues sangrando, hasta que salgan todos los pellejos… — ¿Me salen pellejos? — Muchos, porque está (el producto) en la bolsa… Platicamos, a puerta cerrada, en una recámara de la casa de doña Belén, ubicada en el número 5 de la Privada Ramón Mendoza, en la colonia San Lorenzo, uno de tantos rincones sórdidos de la metrópoli. Me acompañan dos amigas, una, mi supuesta querida, la otra, el contacto, una alcahueta que nos ha traído hasta aquí para presentarnos con esta mujer de quien se dice es famosa por su oficio de espantarle la cigüeña a quien se lo pida, dinero de por medio. Resulta, le confesamos a doña Belén, quien asegura, sin enseñar credenciales, haber trabajado como partera y enfermera en un sanatorio, que mi seudoamante, quien además de ser casada tiene tres hijos pequeños, está embarazada de mí, y ambos, mi amante y yo, deseamos, al costo y bajo los riesgos que sean, deshacernos del bebé más rápido que inmediatamente. Y es por eso que hemos venido a contratar sus servicios. Sólo hay un detalle; que el embarazo de mi concubina raspa ya los tres meses. Doña Belén, que es más bien chaparra, de piel blanca, sexagenaria y de mirada avispada, titubea ante la súplica de mi amante postiza y la alcahueta que nos ha acompañado haciéndose pasar, sin que doña Belén lo note, por una antigua clienta suya. — Yo creo que ya no se puede… — Ya traigo el dinero, vengo preparada, estoy decidida a todo... — Pues sí, pero… La mujer, que todo el tiempo ha permanecido de pie en medio de la habitación, desde cuyo exterior llegan las risas de algunos niños que quizá sean sus nietos, advierte que para casos como éste es nece-

sario un tratamiento de seis inyecciones, americanas, de las cuales se reserva nomenclatura y sustancia activa, que mi novia deberá de aplicarse, de dos en dos, en las próximas 24 horas, además de 27 pastillas, también gabachas, y de las que tampoco precisa nombre, efecto ni indicación y sólo explica que junto con las inyecciones, harán que se abra el cuello de la matriz para que salga el producto. “Pues ojalá y que Dios te ayude y si estás con una amiga, toma té de cominos pa que se abra más rápido el cuello (de la matriz), y así se te venga…”, reza la partera. A propósito del uso de medicamentos, Carmen Julia Acevedo, médico responsable del Módulo del Adolescente de UNEME Capacit Saltillo, advierte el fenómeno, cada vez más común, del uso de la llamada píldora del día siguiente entre la población de mujeres adolescentes y jóvenes. Un medicamento que es prescrito sólo en casos de emergencia y no recomendado para uso frecuente debido a sus altas concentraciones hormonales. “Ha comenzado a disminuir el uso de métodos anticonceptivos y los adolescentes han observado una tendencia a utilizar esta pastilla como método de planificación familiar. “No es un método de planificación familiar, fue creado para situaciones de emergencia como violaciones, que se rompió el condón, que por alguna razón no se tenía el método de planificación familiar, pero no para uso contínuo”. A pesar de que los estudios más recientes han reportado trastornos funcionales en los ovarios e inferti-

10 VANGUARDIA Lunes 12 de septiembre de 2011

VIDAS

CORTADAS

Se calcula que sólo en anual, a 3 mil 400 mu


Aquí la casa de Doña Belén, ubicada en la colonia San Lorenzo.

lidad en la mujer, derivados del uso indiscriminado de este producto, la Unión de Farmacias Independientes de Saltillo, registra un aumento, en los últimos dos años, de al menos un 60 por ciento en la venta de la píldora de emergencia, principalmente entre mujeres de 17 a 25 años. “Es muy cómodo tomar la pastilla, dos pastillas y listo, es muy rápido, entonces las muchachas lo ven como… ‘no pasa nada, es rapidito y nos evitamos un embarazo’”, dice Zulema Ulloa Milán, especialista en enfermedades de la mujer, psicología clínica y desarrollo humano. Tendremos entonces que pagar 2 mil 700 pesos por el tratamiento completo de las inyecciones y las pastillas, con la condición de que será la misma doña Belén quien consiga y aplique las ampolletas. Terminado el tratamiento y después que se presenten las primeras hemorragias, mi novia tendrá que ir al hospital para que los médicos le practiquen un legrado en toda regla. La frialdad con que lo narra esta mujer es inaudita. — Mira, si te empieza a sangrar, a sangrar, a sangrar, tendrías que hacerte el legrado, por si el producto está muy grande y no sale... Pero no hay problema.. — ¿Y si nos preguntan que por qué voy así? — Que te caíste…. No se dan cuenta de nada. Tú no les dices me inyecté, me tomé, nada... — No, yo no voy a comentar nada, porque no me conviene… — No, ni a ti ni a mí, nos meten al

bote. — No voy a decir nada. — ‘¿Qué pasó, cómo fue, por qué?`, les dices ´ tengo tres meses, si yo hubiera querido hacerme esto me lo hubiera hecho de un mes, pero no. Me caí, andaba trapeando, barriendo, mi casa es de dos pisos y me vine desde las escaleras’. No te dicen nada. Adriana Pérez Valdés, jefa de Ginecología de la Clínica 1 del IMSS, habla sobre el estado en que llegan al Seguro las mujeres que han enfrentado un aborto inducido. “Vienen con sangrado o infectadas, regularmente traen fiebre, dolor abdominal, sangrado, el sangrado es fétido, traen calambres abdominales… “Cuando llegan al Instituto hacemos la demanda y viene el Ministerio Público, pero hasta ahí y nunca se hace nada, no investigan ni nada”. “¿Oiga y si se me muere?”, pregunto a doña Belén fingiendo espanto, “ay no ni lo mande Dios, de eso no se mueren…”, contesta como indignada la mujer. Pero para Adriana Pérez Valdés, la jefa de Ginecología de la Clínica 1 del IMSS, la interrupción clandestina o ilegal del embarazo en México es más grave de lo que parece. Sobre todo porque, las complicaciones del aborto se han sumado ya como la cuarta causa de muerte materna, después de la preclamsia (presión alta en el embarazo), las hemorragias y la sepsis o infecciones. Sobre el peinador de la habitación de doña Belén, hasta la cual se siguen oyendo las risas de sus nietos

n los hospitales de la Secretaría de Salud de Coahuila se atienden, en promedio ujeres que acuden a las áreas de urgencias con abortos incompletos.

Lunes 12 de septiembre de 2011 VANGUARDIA 11


“Eran dos productos, secundaria y además

TRES AÑOS DE PRISIÓN

¿QUIÉNES DEBERÍAN ACTUAR?

De acuerdo al artículo 358, se aplicarán de uno a tres años de prisión a la mujer que se procure su aborto o a la persona que le hiciere abortar con el consentimiento de aquella.

◗ La Fiscalía General

12 VANGUARDIA Lunes 12 de septiembre de 2011

◗ La Subsecretaría de Fomento

Sanitario de la Secretaría de Salud.

jugando en otro cuarto, se observan bolsas de algodón, frascos de Isodine y botellas de agua oxigenada. De pronto a mi presunta mujer se le ocurre que doña Belén le podría hacer un legrado en la cama matrimonial donde hemos estado sentados todo este rato. La señora se resiste. “Tengo guantes y todo, pero no te lo puedo hacer, aquí no porque necesito meterte un espejo vaginal y una pinza uterina, yo nunca he hecho un legrado, en el hospital sí…” Al cabo de varios ruegos mi novia desiste: “Bueno hágame lo que usted quiera, ya vengo decidida a todo”, doña Belén tira la carcajada. Adriana Pérez Valdés, jefa de Ginecología de la Clínica 1 del IMSS, expone las consecuencias que puede acarrear para la mujer el recurrir a este tipo de lugares con el fin de que le realicen un aborto “Sangrado, infección, pérdida de órganos genitales, por ejemplo el útero, ovarios, trompas. Esa es ya una mutilación para la mujer”. La partera dice que ahora “el chiste” será conseguir con urgencia las inyecciones y las pastillas del tratamiento, para lo cual irá a buscar a dos laboratoristas amigos suyos, uno de nombre Alejandro y el otro un tal Juanito para que se las vendan. La partera habla de una inyección que, consultamos después, se usa en la medicina formal como medicamento para contrarrestar sangrados después de un aborto, y en el bajo mundo, como un potente abortivo que puede acarrear en la mujer efectos secundarios como dolor abdominal, hipertensión, dolor de cabeza, erupciones de la piel, mareos, náusea, vómito, convulsiones, sudoración, dolor de pecho, hipotensión, taquicardia y palpitaciones, entre otros. — ¿Ahorita en la tarde me va a conseguir eso? — Ya tienes que empezar luego, luego que yo te las consiga. El chiste es conseguir una, que es la que… ay… me suda el copete, hago ladrar los perros, como dice el dicho, pero te la consigo.. Junio fue un mes difícil en el Centro de Atención para la Mujer Latinoamericana de Saltillo, que recibió un total de nueve casos de féminas, de distintas edades y condición social, que presentaban afecciones producto de abortos inducidos a través de pastillas, inyecciones y yerbas “Traían laceraciones y perforaciones de la matriz, hemorragias abundantes, dolores de cabeza, in-


me dice la mamá ‘ándele señora, hágale…’, le dije ‘ay pero si está en la tiene 14 años’, dice ‘no importa, yo soy la madre y yo respondo’”.

Doña Josefina provoca los abortos en su casa por las mañanas.

flamaciones del vientre, cambios hormonales… ”, informa Fabiola Berlanga Guevara, la titular de esta institución “Pero hablemos también de todos los medicamentos, los tratamientos contra úlceras que encontramos en las farmacias y que se usan con un fin abortivo”, agrega Berlanga Guevara. En recorrido realizado por diferentes farmacias pertenecientes a cadenas nacionales, se logró comprobar que algunos de los medicamentos indicados para el combate de la gastritis son vendidos al público sin receta médica. Mi pareja y la alcahueta que nos trajo a este lugar, cuestionan a la mujer, como poniéndola a prueba, sobre su habilidad en la práctica de abortos difíciles. —Mi amiga me dice que muchas vienen con usted, me imagino que tiene experiencia... —Mmm bastantes. En eso recuerdo a María, una curandera del sur de la ciudad, que cada semana recibe la vista de entre cuatro y seis chavas, la mayoría adolescentes, suplicando les practique un aborto. “Vienen llorando, suplicando ayuda para que, supuestamente, les baje, les digo ‘no, no quieres que te baje, quieres abortar’ y dicen ‘ pues sí ‘”. Luego doña Belén cuenta, como si

se tratara de una proeza, la historia de una niña de secundaria embarazada de gemelos y que fue traída a esta casa por la mamá para que le fuera practicado un aborto. “Eran dos productos, me dice la mamá ‘ándele señora, hágale…’, le dije ‘ay pero si está en la secundaria y además tiene 14 años’, dice ‘no importa, yo soy la madre y yo respondo’”. — ¿Se lo hizo? — Sí, ella se puso el tratamiento y se le vino normal, abortó… De eso, cuenta la mujer, ya han pasado varios años. Hace apenas 15 días la misma muchacha volvió a la casa de doña Belén, esta vez a escondidas de la madre, para solicitar nuevamente sus servicios… Y es que de acuerdo con cálculos del Centro Nacional de Equidad de Género y Salud Reproductiva, seis de cada 10 adolescentes en México no usa ningún método de planificación familiar o de protección contra enfermedades de transmisión sexual, en su primera relación. Más tarde charlando con Adriana Pérez Valdés, jefe de ginecología de la Clínica 1 del IMSS, le pregunté porque es que no ha permeado la cultura del uso de anticonceptivos entre los adolescentes y el resto de la población joven del estado. Así respondió: “La familia falla, la educación de la sexualidad debe ser en la familia,

y parte de la educación sexual está en que el sexo se tenga responsablemente. Pero les vale, no tienen consciencia de lo que están haciendo y al día siguiente ‘la regué’. “Somos promiscuos, débiles de carácter, tenemos relaciones como los animales, sin pensar, los animales no piensan, se van por el deseo sexual, no razonan”. El relato nos ha dejado helados y sin ganas de volver más a la casa de doña Belén. Hay quienes aseguran, sin que existan cálculos oficiales al respecto, que casi en cada barrio de la ciudad existe cuando menos una casa como la de doña Belén, en la que manos no adiestradas realizan abortos en condiciones por demás inseguras. Se sabe, además, por boca de algunas chicas que han acudido para buscar apoyo a diversas asociaciones civiles dedicadas a la atención de mujeres que enfrentan embarazos difíciles, de algunos médicos de la localidad que han hecho de la práctica del aborto un negocio más que rentable. Así por las calles de la ciudad corre la leyenda negra de un ginecólogo que obligaba a sus pacientes a sostener relaciones sexuales antes de practicarles un legrado, o de otro doctor, que construyó su clínica con el dinero que obtuvo de realizar abortos.

Yo no puedo creer lo que me dice doña Josefina. Este vez he venido solo a su casa de la calle Movimiento Campesino 181, en la colonia Rubén Jaramillo, para que me explique cómo es que hará abortar a una de mis hermanas que, le invento, hace poco más de dos meses le salió a mi madre “con su domingo siete”. La mujer, alta, morena, cuarentona, está parada frente a mí, simulando, con un clavo en la mano, hacer el procedimiento. “Esto es la matriz, entonces cuando está embarazada la mujer este globo se sale más para acá y cierra la boquita de la matriz. Se mete la sondita aquí así, donde está la boquita de la matriz, entonces usted le hace a la sonda así, (la mujer forma un hueco con la mano izquierda como si fuera una matriz, introduce el clavo en el hueco y lo mueve en forma circular). Usted está limpiando todo lo que son las paredes de la matriz. Usted saca y el sangrado va a empezar por aquí así, pero es un sangrado de regla”, consuela. Doña Josefina me recibe en un cuartucho donde hay dos camas amontonadas, un sofá viejo y algunas alacenas de madera. Antes he debido tomar un taxi que me trajo hasta este consultorio del submundo, con todo y que el chofer se negaba a entrar a esta colonia por miedo a ser apedreado. En una de las camas destendidas del cuarto de doña Josefina se halla acostada una niña como de tres años que está viendo la televisión, pero que a ratos parece atenta a la plática que transcurre en una atmósfera impregnada de un olor a orines recientes. La operación, dice la mujer, se realizará en la cama donde está acostada la niña y que se halla pegada a una ventana por donde entra la luz del día, todo porque doña Josefina, advierte, no tiene lámparas para realizar el procedimiento que seguramente hará sin guantes ni anestesia. “Mañana que se venga la muchacha a estas horas, porque yo trabajo con el sol, aquí la voy a acostar y no le va a doler nada. Que se venga y que se traiga unas toallas sanitarias. “Vamos a hacer la lucha y que no se desespere a la primera. Si a la primera logro extraer todo el mugrero… digo todo lo que es el producto…. Que no tenga miedo, que se venga con toda la confianza del mundo”.

Lunes 12 de septiembre de 2011 VANGUARDIA 13


Olga Martínez González, directora del Centro Nacional de Equidad de Género y Salud Reproductiva, fija su postura en torno la existencia de lugares donde se realiza el aborto de manera clandestina: “Lo que el Centro hace es respetar la legislación que hay en cada estado y de acuerdo a esa legislación proveer los servicio de salud reproductiva acordes. Por ejemplo, una directriz de la Organización Mundial de la Salud es que en los lugares donde el aborto está permitido se debe de procurar que sean seguros y que no se desarrollen en la clandestinidad y con personal que no esté capacitado para hacerlos”. El procedimiento constará máximo de tres sesiones en las que doña Josefina introducirá la sonda a la matriz de mi hermana para provocarle el aborto. Doña Josefina se encargará de conseguir esta sonda con una tal Araceli, empleada de un negocio llamado Mundo Médico, porque esas cosas, especifica, son muy especiales y no a cualquiera se las venden. “Es una sonda hospitalaria. Esa sonda no la voy a tirar, hasta los tres días. Que hoy no le bajó mucho, mañana te vienes, te doy otro piquetito y sale y la esterilizo, para que no esté haciendo gasto y gasto, no. Con esa sonda le voy a dar tres piquetes, para que salga…”. Al final la mujer, quien en todo momento ha hablado con una naturalidad impresionante, cobrará mil 600 pesos por el trabajo que, según ella, no dejará secuela alguna. — ¿Tendrá que hacer reposo? — Tiene que andar haciendo mucho quehacer y trabajo y todo, para que se abra más la matriz. Yo la voy a abrir para que empiece a sangrar, ya sangrando se va abriendo solita la matriz. Días después de mi encuentro con doña Josefina, María de Jesús Chávez López, encargada de la Casa

Doña Beatriz cobra 350 pesos por darles a sus clientas una bebida.

aquí me fui a un lugar para abortar y me sentí muy mal. Toda una semana estuve en cama, y ahorita me siento mal moralmente, culpable y aparte que nadie sabe de mi familia, más que ustedes’”. Doña Josefina advierte que de no abrirse la matriz de mi hermana, tendrá que usar un aparatito que ella tiene para forzar el órgano, Durante el proceso de aborto mi hermana se inyectará un antibiótico que doña Josefina le indicará y que a lo mucho cuesta 200 pesos. Antes de que le pregunte si me garantiza el trabajo, doña Josefina me informa que es enfermera con 20 años de experiencia en abortos. “Lo que son las cosas, a mí una maestra me anda pidiendo un niño, llora porque no puede tener familia, le desgraciaron la matriz en el IMSS”, comenta de pronto. Seguro que esta maestra, a la que se refiere doña Josefina, está entre las 517 parejas inscritas en la lista de espera de una adopción desde

con eso y pos no. Cuando cruzo la puerta hacia la calle pienso que jamás pondría un pie con ninguna mujer en el consultorio de doña Josefina. En eso me viene a la cabeza la pregunta que más tarde durante una entrevista se hacía Fabiola Berlanga Guevara, directora del Centro de Atención para la Mujer Latinoamericana en Saltillo, institución que brinda terapia a unas 2 mil 900 chicas por mes en todo el país que buscan una solución a un embarazo en crisis: “¿Quién se encarga de ayudar emocional, económica, legal, familiarmente a todas estas chicas que han enfrentado un aborto y que no han encontrado una solución a los problemas que presentaban?. “Todas llegan con la firme intención de practicarse un aborto, terminar con el embarazo, en una solución aparente al problema real, que no es el embarazo sino todos los problemas que están atrás de él”.

“Lo que son las cosas, a mí una maestra me anda pidiendo un niño, llora porque no puede tener familia, le desgraciaron la matriz en el IMSS” Hogar La Misericordia, un albergue para adolescentes embarazadas en situación vulnerable, me habla, sobre lo que ella llama enfermedad emocional de las mujeres que recurren al aborto provocado. Y recuerda el caso de una chica que llegó a este asilo buscando apoyo, pero que al final optó por no tener a su hijo. “Regresó sí, pero toda mal, enferma moralmente. Se veía como ida. Dice ‘pues aborté, cuando salí de

2005, según la Procuraduría de la Familia de Coahuila. — ¿Tu hermana por qué no lo quiere tener? — Porque no le cumplieron y además ya tiene un niño. — Que lo dé en adopción. — No quiere. — Yo les voy a ayudar para que salga eso, y que tenga cuidado porque después la matriz se enmaña y cada vez que se embarace va a estar

14 VANGUARDIA Lunes 12 de septiembre de 2011

Nomás de pensar en lo que me dice doña Beatriz, me sudan las manos, siento escalofríos y se me alborotan los nervios, — Pos mire tráigamela mañana y yo le tengo aquí las cosas, pero a mí no me van a mencionar pa nada, se van al Seguro, ¿sí?, y que diga que se cayó, que ella no se daba cuenta de que estaba embarazada… — ¿Cómo está la cosa? — Se le da una toma y esa toma

empieza a provocar el parto. — ¿Es una yerba? — Sí. — ¿La va a sobar? — La sobo, para provocarle el… — ¿Y hay riesgo? — Si tiene más tiempo de embarazo es más riesgo, más para ella que para la criatura, porque a la criatura se la sacan a pedazos o como sea… — Tiene mes y medio. — No pos nomás le va a venir como su regla, nomás que… más abundante. Un sondeo realizado entre comerciantes de plantas medicinales del Mercado Damián Carmona, situado en el centro de la ciudad, reveló que todavía son muchas las mujeres, sobre todo estudiantes, que acuden a este lugar en busca de un remedio herbolario que les ayude a abortar. Me encuentro en la puerta de la casa de doña Beatriz en la calle Moreda y Guijón, de la colonia Asturias, y he venido hasta aquí para rogarle me ayude a sacar a una amiga de un apuro de nueve meses. — ¿Pa qué quiere que le eche la mano?, ¿pa que lo aborte? — Sí. Doña Beatriz, que es una anciana bajita, de rostro ajado y cabello albo pegado al casco, me cuenta que últimamente es común que algunas mujeres que no pueden tener familia vengan con ella en busca de madres que quieran dar en adopción a sus hijos, en lugar de abortarlos. “Tengo una persona que quiere un niño y ella pasa por los gastos… ¿No sería mejor? A mí se me hace mejor ¿Por qué no le digo quién es, viene mañana y…?. Ella se hace cargo del parto, la lleva a aliviar, saliendo no tiene que preocuparse de nada, ¿no se le hace más fácil?”. Acto seguido la anciana refiere el caso de una muchacha a la que convenció para que regalara a su bebé a una mujer estéril, pero que al momento del parto el niño le nació muerto. “Yo creo que le dijo alguna cosa a la criatura antes de parirla“. Le digo que mi amiga no está interesada y que lo único que quiere es abortar para seguir estudiando. — ¿Cuánto nos va a cobrar? — Unos 350, porque la yerba sale cara, tengo que ir por ella con una persona que me la da preparada. — ¿En cuánto tiempo va a arrojar ella eso? — A lo mucho en dos días. — ¿Y no va a tener dolor? — Sí le van a dar como coliquillos, pero como cuando anda uno reglando, es donde hace fuerza la criatura, tiene que haber dolor. Al fin me despido de doña Beatriz con la promesa, le vuelvo a mentir, de que vendré con la chica mañana.



Semanario: Aborto clandestino en Saltillo