Page 1


ientras que los pesimistas predecían que no podría surgir un nuevo ideal femenino de las secuelas de la guerra, una Galatea existencialista auténtica se estaba forjando en el temperamento de la señorita Audrey Hepburn. Audrey Hepburn tiene una enorme garza en sus ojos oscuros y cejas inclinadas hacia el Lejano Oriente. Sus rasgos faciales muestran un magnifico carácter acompañado de una deslumbrante hermosura, Su boca amplia, con una hendidura en el labio inferior muy profundo nos muestra una belleza clásica seguida de una barbilla delicada en contraste con el ancho exagerado de los huesos de su mandíbula. El contorno de su cara es quizás demasiado cuadrada, sin embargo, intuitivamente se inclina la cabeza con una asimetría inquieta y alegre. Ella es como un retrato de Modigliani, donde las diversas distorsio-

nes no sólo son interesantes en sí mismas, sino que un compuesto de ellas es realmente satisfactorio. La Postura de Audrey Hepburn es una combinación de una placa de ultra moda y una bailarina de ballet. De hecho, ella tiene una gran deuda con el ballet por su impecable porte. Se puede asumir casi acrobáticas sus posturas, manteniendo siempre una elegancia innata en su torso increíblemente ágil, talle largo, plano, dedos afilados y piernas interminables. El artista natural que es Audrey Hepburn es atrevido y seguro de sus efectos. Ella es una niña melancólica de una época de la guerra, y la sombra proyectada a través de su juventud, subraya aún más su hermosura.


Es un fenómeno raro encontrar a una muchacha muy joven con tan inherente "calidad de estrella". Como resultado de su enorme éxito, Audrey Hepburn ya ha adquirido el brillo incandescente adicional que viene como resultado de ser aclamado, admirado y amado. Sin embargo, ante el desarrollo de su resplandor, ella tiene la franqueza innata como para tomar ese brillo artificial de Hollywood, pues su voz es particularmente personal. No hay falta de vigor en su rechazo. Su piel blanca, tiene un brillo luminoso. El uso de un palo en la pintura de grasa con un golpe certero y seco, que se basa en pesadas barras de negro en su brebaje natural completo, y casi en moda Fratellini, generosamente mancha los párpados superior e inferior de color negro. Para completar la audacia excéntrica, que agranda su boca, incluso en los extremos, con lo que su sonrisa se ampliará a un enorme trozo de sandía de Sambo.

Audrey Hepburn es un aumento de dramatismo, seguidos por una personalidad extraordinariamente inteligente y alerta, melancólica, pero entusiasta, sincera pero con tacto, asegurando así de esta manera el talento teatral más prometedor que nace de una guerra. Audrey es sin duda una nueva figura extraordinaria, y no es aventurado decir que nos brinda nuestro nuevo ideal femenino. Definitivamente es una mujer baste bella, su imagen a logrado cautivar a millones de espectadores en sus películas. El mundo en su aparición quedo totalmente enloquecido con el gran carismas que posee esta encantadora mujer. Los años 50 tuvieron grandes apariciones en cuanto a la moda y estilos pero, lo mas significativo que haya apareció es la hermosura y ángel que tiene Audrey Hepbunr. Cecil Beaton 1954).

(Revista

Vogue


Rouge  

Glamour y Estética de los años 50Revista Realizada por Daniela Botero, Daniela Santacruz y Vanessa Segura.Para Diseño y diagramación.Profeso...

Advertisement
Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you