Page 1

Ensayo sobre la película The Wall by Alan Parker Respecto a la escuela de Frankfurt y la teoría de la cultura de masas

The Wall es una obra de cine basada en el trabajo musical de la agrupación de origen inglés Pink Floyd y su compositor principal Roger Waters. Fue filmada y grabada bajo la dirección de Alan Parker, supervisada por Waters y protagonizada por el cantante irlandés Bob Geuldof. En la cinta, temas como la guerra (en este caso la Segunda Guerra Mundial), el conflicto social, la educación, la mercantilización de las relaciones humanas, el tradicionalismo familiar y moral inglés (destrozado por la falta de modelos paternos a causa de la guerra) el totalitarismo racista y el muro como una aberración, se destacan durante toda la película. Teniendo en cuenta que la película se relaciona con diferentes temas este ensayo será expuesto desde un punto de vista sociológico, ya que dicho enfoque seria la idea principal en la que se basó el autor del álbum en que se inspiró dicho film, Roger Waters. La historia comienza con Pink, un hombre de unos 25 años el cual se encuentra postrado en un sillón frente a su televisión, idiotizado por la programación de mierda ( mencionado en una de sus canciones ) Esta primera escena es clave, ya que nos sirve de base para realizar un análisis parcial de cuál será la temática en la que se radicara la trama de la película. Es cierto que se puede encontrar un no menos importante enfoque psicológico en la película centrado en Pink, personaje principal, demente estrella de rock, atrapado en las garras del espectáculo, sumido en depresión, sin poder superar la orfandad que le trajo la guerra, presa de una madre sobre protectora, una educación tradicionalista e imposibilitado para relacionarse con las mujeres. Sin embargo pensamos, que el enfoque psicológico en The Wall aunque no es de menor importancia, si es secundario. Dicho de otra manera, las torturas mentales en The Wall, proceden de las torturas sociales y no al revés. La crítica y la propuesta en The Wall se centran en el ámbito de la convivencia social y sus ideas. En el segundo apartado de este ensayo Política e ideología en The Wall, intentaremos una definición de lo político e ideológico, para proceder en el tercer apartado The Wall crítica de la barbarie moderna, a nuestro desarrollo y conclusión. Reconocemos que la riqueza de la lírica de las canciones del disco de Pink Floyd merece un análisis especial pormenorizado y concreto de cada canción, que en este ensayo no abarcamos. Sin embargo se apunta que sobre la lírica del trabajo musical se construye todo el edificio del argumento de la película. La historia de Pink La película The Wall es una obra musical del genero rock llevada al cine. Así la trama de la película se somete a los tiempos de la música, a su ritmo moderno, agresivo y melancólico, a ritmo de rock. La historia es narrada en presente por el propio Pink y se


muestra intercalada con varias secuencias animadas o dramatizadas insertas en las alucinaciones, pensamientos y recuerdos de Pink a través de los cuales va reconstruyendo su niñez traumática. Pink es una exitosa estrella de rock de aproximadamente 35 años, a pesar de su “éxito” se encuentra en una crisis, francamente deprimido, esperando su próximo concierto en una lujosa suite de hotel. Frente al televisor ve películas de la Segunda Guerra, así recuerda su niñez solitaria. Afuera la juventud desbocada por las ansias del espectáculo, causan destrozos para luego ser reprimidos por la policía. La muerte del padre de Pink en la Segunda Guerra, es el hecho fundamental de orfandad que sustenta su crisis existencial. La guerra aparece en recuerdos y alucinaciones torturantes como el trágico hecho que le destruye la vida al niño que busca un padre que nunca llega. Pero no únicamente la vida del niño ha sido destruida, la guerra trajo muerte y destrucción a Europa, “desde que cayeron las bombas”. También aparece en los recuerdos de Pink, el terrible profesor de la escuela que se burla de sus pretensiones poéticas y lo maltrata físicamente imponiendo un régimen autoritario. Los recuerdos de Pink constatan que el profesor represor era a su vez reprimido por las “buenas costumbres” de su esposa. Pink observa a su profesor como un simple técnico vigilante del proceso de los niños, “otro ladrillo más en la pared” cuál es el tema principal de la película. Pink, fantasea con haber podido incendiar los libros y la escuela en medio de una revuelta infantil. Mientras tanto Pink ya en el presente de regreso de sus recuerdos, en su lujosa suite, padece el abandono de su esposa, cansada del obsesivo desinterés de Pink ha buscado refugio en otros brazos. Ella una joven rubia, ahora esta con un activista por la paz. Pink la llama por teléfono, pero ella no contesta. En el plano de las fantasías de Pink, comienza un erótico conflicto hembra macho, donde la hembra termina devorando al macho. Una fan logra colarse a la suite de Pink, busca sexo con Pink, pero este se encuentra absorto en sus pensamientos y no le presta atención. De pronto Pink estalla, destroza su departamento, rompe todos los objetos a su alrededor, costosas mercancías, la fan huye. Más tarde con las manos destrozadas Pink flota en la alberca, con los brazos abiertos como el cristo, piensa en su mujer haciendo al amor con el activista, los celos lo hunden. Frente al televisor Pink vuelve a alucinar, un monstruo de rasgos femeninos, mezcla de insecto gigante y planta carnívora quiere devorarlo y lo aterroriza. Pink que por alguna razón se había hecho de otra televisión, en plena crisis, la vuelve a destrozar. Aquí sucede algo fundamental en la historia de Pink, al parecer las crisis lo están llevando a experimentar un cambio en sus percepciones, Pink comienza a sospechar la existencia de un muro que no lo deja relacionarse con los demás, es un muro objetivo, opresivo. Pink más que culpable se siente víctima del muro, todo se revuelve en su cabeza. Con los pedazos de todo lo destrozado forma un mosaico, una obra de arte momentánea, pero enseguida Pink parece acercarse al gusto por el dolor, rasura todo el pelo de su cuerpo y corta sus pezones con la navaja. Totalmente rasurado y “limpio”, continua viendo películas de la SGM. Al último su manager con un ejército de técnicos del espectáculo, derriban la puerta del departamento, es hora del show y Pink no responde. Pink, está casi muerto, no se sabe si fue una sobredosis de droga u otra cosa, pero logran revivirlo con una inyección y a rastras lo llevan a dar el espectáculo. A


partir de aquí, lo que ocurre parece responder a la locura de Pink. Adentro de la limosina que lo conduce al escenario Pink literalmente se convierte en bazofia, para resurgir con un uniforme militar estilo nazi. Lo que corresponde al tiempo que debiera ocupar el espectáculo, Pink lo vive como un evento político donde desde su pulpito fascista promueve el racismo y la exclusión. Se observan bandas de camisas negras golpeando inmigrantes y atemorizando a la población. Al último Pink termina en una institución mental, donde sus alucinaciones lo llevan a experimentar un juicio moral, donde se le juzga loco y se le condena a romper el muro. Al final de la película en medio de escombros y carros destrozados, unos niños limpian en paz el desastre de la guerra, esta es la conclusión de la película que parece proponer dejar para las generaciones futuras el arreglo del desastre de la guerra social. Política e ideología en The Wall Algunos piensan que la política es algo inherente a la naturaleza humana, tomando la célebre definición de hombre de Aristóteles zoon politikon, que presenta al hombre esencialmente como un animal fraternal y sociable. Hanna Arendt no está de acuerdo con ello, refiriéndose concretamente al zoon politikon aristotélico y a la supuesta esencia política del hombre dice “pero esto no es así; el hombre es a-político. La política nace en el Entre-los-hombres, por lo tanto completamente fuera del hombre.” (Arendt,1997). La visión de Harendt es interesante, pues nos plantea que la política, más allá de algo esencial en el hombre, es una actividad que se cultiva entre hombres. Cabria preguntarse si no es precisamente esa capacidad de cultivar lo que constituye la esencia humana. Así no sería la política lo esencial en el hombre sino la capacidad de ir más allá de sus propias sobre determinaciones históricas. Más allá de esta discusión esencialista, podemos acercarnos a la definición de política a partir de una noción del filósofo español Fernando Savater, para quien la política es el arte de convivir (Savater,1996). La visión de Savater de política, no excede la visión esencialista ni su crítica, dejando esta discusión abierta – ¿realmente podemos hablar de esencia humana?-, lo que hace es centrar la política en la convivencia, pero específicamente humana. Desde esta concepción cuando hablamos de enfocar el análisis sobre The Wall a partir de la política, nos referiremos a lo que tiene que ver con la visión de la convivencia entre grupos humanos. No el aspecto ético individual o moral, que puede referirse a vidas únicas e irrepetibles. Tampoco queremos decir, que el aspecto individual de un ser humano, no se vea afectado por la convivencia humana y sus productos. Es la parte ética de un individuo también en algunos aspectos un producto social y las actuaciones éticas de muchos individuos afectan a su vez la convivencia social. Entre lo ético y lo político existen relaciones dialécticas. Es una cuestión de enfoque. Puesto que los grupos humanos encarnan la convivencia lo primero que hacemos es fijar la mirada en los que aparecen en la película actuando como tales: los soldados ingleses muertos en la guerra, los vagones cargados de sacrificables de las alucinaciones de Pink, los alumnos, los profesores y directivos de la escuela, los fanáticos de Pink, las masas hipnotizadas por Pink caudillo, los “camisas negras”, la población espantada, los del negocio del espectáculo y al último el colectivo de niños limpiando el desastre de la guerra.


Pero si nos fijamos bien, la política no es simplemente sinónimo de convivencia, es más bien la forma de hacerlo, un “arte”, un cultivar relaciones y normarlas no simplemente experimentarlas. El enfoque debe ser también a las reglas que rigen la convivencia y a las instituciones que las encarnan que aparecen en la película: las reglas infames de la guerra que obligan a millones de hombres a morir y a matar, la escuela autoritaria enfocada a formar hombres como objetos en serie, la familia fría y paradójicamente sobreprotectora, las leyes del mercado que gobiernan al mundo y la enajenación masiva. Esta es una buena ocasión para traer a colación el famoso concepto de hecho social acuñado por Durkheim. En tanto que los hechos sociales son aparte de colectivos, externos al individuo y le imponen una realidad de circunstancias coercitivas (Durkheim,2006). Grupos humanos y hechos sociales es lo que vamos a analizar. Con el aspecto social entra en juego otra definición necesaria para entender The Wall, nos referimos al término de ideología. Según el sociólogo y filósofo Michael Löwy “hay pocos conceptos en la historia de las ciencias tan enigmáticos y polisemíticos como el de ‘ideología’” (Löwy,1991). El mismo Löwy se apoya en el concepto de “ideología total”, tomado de la sociología del conocimiento de Karl Mannheim. Bajo este concepto Mannheim quiere reunir la perspectiva ideológica que percibe como el pensamiento enfocado “hacia la reproducción del orden establecido” (Löwy, 1991) y la perspectiva utópica que es un pensamiento que aspira a una sociedad futura. Löwy prefiere renombrar al concepto de “ideología total”, como visiones sociales del mundo. Las visiones sociales del mundo se entienden en un doble sentido, primero como las visiones socialmente condicionadas y como las visiones acerca de lo que es y lo que debería ser la sociedad (Löwy, 1991). Como visiones sociales del mundo entendemos aquí el término de ideología. Así pues, cuando hablamos de hacer un análisis en The Wall enfocándonos en el aspecto político e ideológico, nos referimos a distinguir y a exponer la visión de la convivencia social que se expresan en la película, su realidad, sus reglas y las visiones que se generan desde ellas. Hablamos de una serie de ideologías y sistemas como militarismo, tradicionalismo, capitalismo y fascismo, pero no se trata de hacer una lista de tópicos, políticos e ideológicos, sino de exponer su mecánica y desentrañar entonces la visión de conjunto en The Wall. Al último intentaremos fijar la propuesta política e ideológica en The Wall

Ensayo acerca de la pelicula de charlie chaplin tiempos modernos para combinar  
Ensayo acerca de la pelicula de charlie chaplin tiempos modernos para combinar  
Advertisement