Page 1

n e m u s Re El programa VNU en acción: Reducción del riesgo de desastres

“Los voluntarios desempeñan un papel fundamental a la hora de crear conciencia sobre la gestión sostenible de los recursos naturales que puede prevenir y mitigar el efecto de los desastres. Del mismo modo, las comunidades con más confianza, participación cívica y redes más sólidas tienen más posibilidades de recuperarse tras un desastre” Informe sobre el estado del voluntariado en el mundo, 2011

El desarrollo sostenible requiere una reducción del riesgo de desastres y una mejor preparación de las comunidades a la hora de actuar y recuperarse. El programa de Voluntarios de las Naciones Unidas (VNU) apoya los esfuerzos globales que se realizan para reducir el impacto de los desastres, trabajando a nivel nacional y comunitario en apoyo de la prevención de desastres y de estrategias de reducción de riesgos.

El programa VNU ofrece apoyo a países que presentan un riesgo reconocido y una alta vulnerabilidad ante los desastres, ayudándolos a mitigar los efectos de las crisis y a atajar el problema de raíz. Durante los últimos cinco años el programa VNU ha participado en actividades de lucha contra los desastres y de reducción del riesgo de desastres en numerosos países, entre ellos Ecuador, Haití, India, Indonesia, Maldivas, Pakistán y Sri Lanka.

El papel del voluntariado en la movilización y gestión de voluntarios es un importante componente de cualquier estrategia de gestión de riesgo de desastres que aspire a impulsar la recuperación de la comunidad y a fortalecer la capacidad de adaptación en áreas vulnerables. Los gobiernos de todo el mundo son cada vez más conscientes de ello y los Voluntarios de las Naciones Unidas apoyan activamente a gobiernos y comunidades locales con acciones para reducir y prevenir el riesgo de desastres.

El Marco de Acción de Hyogo para 2005-2015 reconoce explícitamente la contribución del voluntariado a la gestión del riesgo de desastres, sobre todo en lo que respecta a la capacitación de las comunidades para hacer frente a los desastres y prevenirlos. También se destaca el voluntariado como forma de contribuir a la capacidad de adaptación de la comunidad, al compromiso comunitario y a la buena gobernanza de cara a todas las partes interesadas, especialmente a los más vulnerables a los desastres.

Español FRANÇAIS

Miembros de un comité de voluntarios establecido por Voluntarios de las Naciones Unidas en la localidad de Hamid Malik del distrito de Kashmore en la provincia de Sindh (Pakistán) comentan sus preocupaciones con Alanna Jorde (centro de la foto), Voluntaria ONU oficial de comunicación, que está acompañada por el oficial de recopilación/ supervisión de datos Rab Nawaz Channa y por el oficial de promoción de la reducción del riesgo de desastres Shujaat Raza Soomro. (Hifzullah Kaka, 2012)


La Voluntaria de las Naciones Unidas nacional Natacha Jeudy, especialista en movilización social con ONUHábitat, conversa sobre los proyectos de restauración con miembros de la comunidad en un centro de recursos comunitario de ONU-Hábitat en Bristou Bobin, Haití. (José Rendee Torres, 2012)

PARTICIPACIÓN DE LA COMUNIDAD Los Voluntarios de las Naciones Unidas velan por que en la planificación y en las actividades para la reducción del riesgo de desastres estén involucradas las comunidades meta, ya que son las comunidades las primeras en responder cuando estalla una crisis. La participación activa de la comunidad y de las partes interesadas a nivel nacional y local en actividades para la reducción del riesgo de desastres, la recuperación y la reconstrucción ayuda a desarrollar capacidades a todos los niveles, a fomentar la concienciación, a mejorar la preparación ante los desastres y a responder a las necesidades de la comunidad. Desplegar Voluntarios de las Naciones Unidas nacionales que estén bien familiarizados con la cultura, la religión y la lengua de la región les ayuda a ganarse la confianza de la comunidad y, por consiguiente, promueve una mayor participación y un espíritu de voluntariado en la comunidad. En países propensos a desastres naturales, como Ecuador, Haití o Pakistán, el programa VNU colabora en proyectos destinados a desarrollar la capacidad de la comunidad para hacer frente a los desastres. Mediante la integración y el desarrollo de las capacidades de organizaciones de voluntariado y de voluntarios locales en las actividades de reducción del riesgo de desastres, los voluntarios pueden transmitir esta capacidad a las comunidades, transfiriendo los conocimientos adquiridos y contribuyendo así a dar respuestas sostenibles.

“En Ecuador, asentamientos humanos en zonas costeras, inundaciones, sequía, volcanes o la gran vulnerabilidad sísmica de la región andina suelen significar pérdida de vidas humanas y problemas económicos. Esto, junto con la pobreza y la falta de información, hace que las comunidades se vean muy expuestas al riesgo de desastres. Resulta fundamental que las organizaciones y las instituciones elaboren programas de prevención y mitigación que fortalezcan las estrategias comunitarias de reducción del riesgo de desastres.” Patricio Cajas, Voluntario de las Naciones Unidas nacional especialista en fomentar la capacitación de organizaciones de voluntariado nacionales para la reducción del riesgo de desastres en Ecuador, 2012.

INCLUSIÓN DE GRUPOS MARGINADOS Los más vulnerables –mujeres, niños y grupos marginados– suelen ser los más afectados por los desastres naturales. Los Voluntarios de las Naciones Unidas trabajan para identificar las necesidades de los grupos vulnerables e involucrarlos en el proceso de planificación y en actividades de reducción del riesgo de desastres. Los Voluntarios de las Naciones Unidas abordan asuntos de género asociándose con comités locales de mujeres o creando asociaciones locales de mujeres. Esto aumenta significativamente el nivel de participación de las mujeres y garantiza que se tengan en cuenta las necesidades de las mismas en la planificación de la reducción del riesgo de desastres.


Los Voluntarios también ayudan ofreciendo formación, por ejemplo a mujeres, jóvenes y grupos marginados, y capacitándolos para que participen y reduzcan los riesgos tanto a nivel personal como a nivel comunitario. Los esfuerzos realizados por los Voluntarios de las Naciones Unidas para apoyar la recuperación y la reconstrucción después del tsunami del Océano Índico en el año 2004 dieron lugar a programas de preparación en caso de desastres en Sri Lanka, las Maldivas e Indonesia. Hacia finales de 2007 fueron movilizados en la región 238 Voluntarios de las Naciones Unidas, de los cuales 166 eran Voluntarios de las Naciones Unidas nacionales y casi un 39% eran mujeres.

“Los líderes comunitarios están repitiendo estos talleres de trabajo en sus comunidades utilizando material de apoyo elaborado por Voluntarios de las Naciones Unidas nacionales. Un manual sobre técnicas de construcción explica los riesgos potenciales a tener en cuenta a la hora de decidir dónde y cómo construir una casa en caso de terremotos, sequías o corrimientos de tierras.” Anne Seppänen (Finlandia), Voluntaria de las Naciones Unidas coordinadora de proyecto con el PNUD en Perú en 2009.

PARTICIPACIÓN DE PARTES INTERESADAS Los voluntarios nacionales e internacionales contribuyen –gracias a sus buenas capacidades técnicas y a su alto grado de motivación y compromiso– a una positiva colaboración entre partes interesadas, gobiernos, agencias de las Naciones Unidas y ONG. Las comunidades de riesgo, así como las autoridades gubernamentales nacionales y locales, son asociados de primera línea en el desarrollo de iniciativas de reducción del riesgo de desastres para poder garantizar la sostenibilidad del proyecto. Resulta igualmente importante involucrar a organizaciones basadas en la comunidad y a organizaciones de voluntarios locales en los planes de prevención y mitigación. Estas organizaciones pueden desempeñar un papel esencial en el fortalecimiento de las capacidades locales para prevenir y reducir el impacto de los desastres naturales. En Sri Lanka, los Voluntarios de las Naciones Unidas trabajaron estrechamente en 2007 con comunidades y con los Centros de Gestión del Riesgo de Desastres, realizando estudios de riesgo y vulnerabilidad, elaborando planes comunitarios de respuesta en caso de desastres y organizando equipos de trabajo locales y formación técnica para las comunidades. La reacción eficaz del gobierno de Sri Lanka a los corrimientos de tierras de 2008 demostró el éxito de estos esfuerzos de los Voluntarios de las Naciones Unidas, y que había mejorado la capacidad nacional de reducción del riesgo de desastres. Aunque cientos de miles de personas fueron desplazadas, la pérdida de vidas se mantuvo al mínimo.

Voluntarios de las Naciones Unidas oficiales de campo con la Comisión de Derechos Humanos de Sri Lanka, de izquierda a derecha, Mohamed Fahmi (Sri Lanka), Jessica Skinner (Reino Unido/Australia) y Sivaguru Thanigaseelan (Sri Lanka) preparan un taller de trabajo sobre prevención del riesgo de desastre en caso de tsunami para los miembros de la comunidad local. (Programa VNU, 2007)


La Voluntaria de las Participants Naciones in Unidas the national Rita de Cassia Dutra (segunda consultation por on la izquierda) youth y maestros del volunteering colegio Salvador in Morocco. Hidalgo Cornejo de Guadalupe (Laboratoire (San Brahim/UNV, Vicente, El Salvador) 2012) elaboran el concepto para una escuela ideal como parte de las actividades de un taller de trabajo sobre reducción del riesgo de desastres que se realiza dos veces al mes en la escuela con maestros y miembros de la comunidad. (Etel Matielo, 2011)

En marzo de 2013, líderes de agencias, fondos y programas de las Naciones Unidas acordaron un plan de acción destinado a acelerar la integración de estrategias de reducción del riesgo de desastres en todas las operaciones a nivel local de las Naciones Unidas, como respuesta al hecho de que cada año la vida de millones de personas se ve alterada por el efecto de los desastres. El Plan de las Naciones Unidas para la Reducción del Riesgo de Desastres mediante la Resiliencia se compromete a unir numerosos asociados para que apoyen la implementación del Marco de Acción de Hyogo para 2005-2015 destinado a “aumentar la resiliencia de las naciones y comunidades a los desastres”. El programa VNU se asocia con todas las agencias del sistema de las Naciones Unidas que puedan incorporar el voluntariado y a los voluntarios en sus esfuerzos operativos. El programa VNU seguirá proporcionando especialistas en reducción del riesgo de desastres nacionales e internacionales y asociándose con equipos y agencias de las

(Mansoor Ahmed Chachar, Voluntario de las Naciones Unidas oficial de medios de vida/capacidad empresarial en Pakistán en 2012).

Naciones Unidas a nivel local para garantizar que el voluntariado se integra en sus acciones bajo el Marco de Acción de Hyogo post-2015. El programa de Voluntarios de las Naciones Unidas (VNU) es la organización de la ONU que promueve el voluntariado para favorecer la paz y el desarrollo en todo el mundo. El voluntariado puede transformar el ritmo y la naturaleza del desarrollo, y beneficia tanto al conjunto de la sociedad como a los voluntarios. Para impulsar la paz y el desarrollo, el programa VNU promueve el voluntariado, aboga por su integración en los programas de desarrollo y moviliza a voluntarios en todo el mundo. El programa VNU es administrado por el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD).

Para más información sobre el programa VNU, vaya a www.unv.org

Programa VNU (enero 2014)

MÁS ALLÁ DE 2015

“Cuando se presentó la emergencia durante las inundaciones de 2012 pudimos comprobar que en las aldeas donde habíamos establecido comités de voluntarios la población conocía la ruta de evacuación más segura y sabía qué pertenencias debía llevar consigo al huir y con qué departamento del distrito tenía que ponerse en contacto. Fue gratificante ver que gracias a los comités de voluntarios se había aumentado la concienciación ante las inundaciones, la implementación de técnicas de reducción del riesgo de desastres y la coordinación eficiente de acciones de emergencia para evitar víctimas y pérdida de propiedades.”

El programa VNU en acción: Reducción del riesgo de desastres  

Overview of UNV's work in disaster risk reduction - Spanish

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you