Page 18

V I E R N E S 29

VIRIDIANA CHÁVEZ REPORTERA

C

iudad de México.- Michel Blancsubé está convencido de que la figura del enfant terrible nace con Arthur Rimbaud y continúa reproduciéndose hasta nuestros días como sinónimo de esos extraños genios que al igual que niños caprichosos, buscan su propio camino para tratar de capturar el significado de la vida. "Muchas de las grandes conquistas artísticas y culturales de nuestra historia no podrían ser explicadas sin estos personajes que navegan en el mundo con la curiosidad de quien quiere abrir todas las puertas, liberar todas las cajas de Pandora y trascender todas las zonas prohibidas". Les enfants terribles es el título de la exposición curada por este especialista en arte contemporáneo para la galería de la Fundación Jumex y que inspiró al mismo tiempo una muestra cinematográfica en la Cineteca Nacional que bajo el mismo título será exhibida en la Sala 4 de este recinto del 2 al 14 de febrero, junto con una exposición fotográfica en la Sala 2. "Se trata de un ciclo complementario a la exposición donde abundamos en la figura del enfant terrible a través de cintas realizadas por directores merecedores de este título como Stanley Kubrick, Jean-Pierre Melville, Francoise Truffaut, Claude Chabrol y Lars von Trier, entre otros". Blancsubé dijo que desde hace décadas existe un hilo conductor entre el arte contemporáneo y la cinematografía sobre la base de

DE

ENERO

DE

2010

cultura

Teléfono: 10 55 55 00 Ext: 118 Correo electrónico: segme99@gmail.com

unomásuno

Con la proyección de Los niños terribles terribles,, de Jean-Pierre Melville, iniciará el ciclo Les infants terribles terribles,, el febrero próximo 2 de febrero.

Blancsubé dijo que desde hace décadas existe un hilo conductor entre el arte contemporáneo y la cinematografía sobre la base de un fenómeno llamado por cineastas como Jean-Luc Godard "el cimiento de lo visual".

Les enfants terribles, según Michel Blancsubé un fenómeno llamado por cineastas como Jean-Luc Godard "el cimiento de lo visual". "El propio Godard además de ser cineasta es también un reconocido artista conceptual que realiza numerosos montajes y exposiciones en museos y galerías de Francia. Otro realizador que sigue este esquema es Peter Greena-way. Precisamente esa es la idea de crear una muestra de cine paralela a la exposición, el mostrar la cercanía y simbiosis de ambos lenguajes". Al igual que la exposición que actualmente puede visitarse en la Galería de la Fundación Jumex y que reúne 64 piezas de 32 artistas de 11 países, el ciclo de cine en la cineteca estará integrado por una

Manuel Felguérez expresó: tengo dos miedos, perder la salud física, y el otro, a perder la capacidad de crear y caer en la decadencia mental ANA MARÍA LONGI REPORTERA

El pintor y escultor mexicano Manuel Felguérez (Valparaíso, Zacatecas, 1928) confesó que en este momento de su vida tiene dos miedos: "uno es a perder la salud física, y el otro a perder la capacidad de crear y caer en la decadencia mental; antes prefiero morir". Sin embargo, los asistentes a la Sala Manuel M. Ponce, del Palacio de Bellas Artes, observaron a un Felguérez entero, lúcido, afable y sonriente. El recinto se llenó por quienes, convocados por el artista, fueron testigos de la presentación del catálogo de la exposición suya, titulada "Invención constructiva". El maestro se congratuló porque hasta hoy han visitado su muestra, abierta al público el pasado 3 de diciembre, alrededor de 75 mil personas. Al respecto mencionó que "eso es muy importante, porque el arte sólo existe si tiene espectadores y, sobre todo, si hay comunicación entre hacedor y espectador". Tras las palabras elogiosas, de parte de los exponentes el artista zacatecano apuntó pudoroso: "Me

amplia selección de realizadores comenzando el martes 2 de febrero con Jean-Pierre Melville y su cinta más aclamada Les enfants terribles, basada en la novela homónima de Jean Cocteau. "Contaremos también con Lolita, de Stanley Kubrick; El niño salvaje, de Francoise Truffaut; El enigma de Kaspar y También los enanos comenzaron desde pequeños, de Werner Herzog; La ceremonia, de Claude Chabrol; Kes, de Ken Loach y Los idiotas, de Lars von Trier". Afirmó que en épocas de una profunda influencia cinematográfica en la conciencia colectiva, ya no es posible mostrar arte contemporáneo sin imágenes fílmicas. "El curador confiesa que no fue fácil escoger las piezas para la

muestra entre las más de 2000 que conforman el acervo de la colección Jumex, pero dijo que fue aún más difícil seleccionar las cintas que acompañarían el concepto inicial. "El acervo de las Cineteca es aún más grande y hay películas de prácticamente todos los directores existentes. Al final me quedé con esta selección tanto por sus temáticas como por el contenido estético, la composición y las imágenes convertidas en ícono de nuestra cultura". "Creo que la diferencia entre un enfant terrible y una persona normal es que el segundo tiene esa capacidad para escuchar permanentemente a su niño interior y utilizar esa motivación en el contexto adulto.

"Se cumplen más de cuatro décadas de que el enfant terrible Jean-Luc Godard saboteara el Festival de Cannes cerrando la cortina durante una función, desde entonces ha habido muchos ejemplos de niños terribles que han escandalizado con su obra y acciones a la sociedad, convirtiéndose al mismo tiempo en un imán para numerosos adeptos" El ciclo Les enfant terribles se proyectará en la Cineteca Nacional del 2 al 14 de febrero. La exposición permanecerá hasta el mes de abril en la Galería de la Fundación Jumex, ubicada en Vía Morelos 272, colonia Santa María Tulpetlac, Ecatepec, Estado de México.

Felguérez, en catálogo da vergüenza escuchar tanta cosa buenas de mí y de mi obra. Me gusta qué dijeron o qué escribieron sobre mi persona, pero me avergüenza escuchar todas esas cosas de frente". Antes de sus declaraciones, el artista plástico integrante de la generación de la Ruptura escuchó a Dore Ashton, maestra por la Universidad de Harvard y una de las críticas de arte de mayor prestigio en el mundo, decir que "si deseo hablar de Manuel Felguérez, debo escribir primero mis memorias completas". Lo anterior, explicó, porque gran parte de su vida y labor ha sido cercana a Felguérez y su monumental obra. "Nos conocimos hace muchos años y desde entonces hemos tenido una estrecha relación, pues yo soy parte de esta ciudad y uno de los pocos norteamericanos que sabe qué hay debajo de Texas", dijo. Del Conde apuntó, por su parte, el que se presentó esta tarde "es un libro de arte, pues trasciende por mucho el concepto que habi-

tualmente tenemos de lo que es sólo un catálogo de una determinada exposición. Y en ese sentido elogió los textos y las imágenes que lo integran, así como su fina impresión.

Manuel Felguérez platicó con el público.

Enero 29, 2010  

Periodismo Critico y Veraz

Enero 29, 2010  

Periodismo Critico y Veraz

Advertisement