__MAIN_TEXT__
feature-image

Page 1

Brigada médica cubana merece el Premio Nobel Órgano del Comité Central del Partido Comunista de Venezuela

¡EL SOCIALISMO SIGUE SIENDO LA ESPERANZA DE LOS PUEBLOS!

|

JULIO de 2020

|

Nº 3.018

|

Año LXXIII

|

p. 8

Edición digital

Ni neoliberalismo ni beneficencia gubernamental

VENEZUELA REQUIERE UNA AUTÉNTICA REVOLUCIÓN ¡Respeto a los dirigentes y activistas populares! | p. 4 La patronal de Caica continúa violando leyes laborales | p. 7 Trabajadores de la salud en peligro por Covid-19 | p. 7 Contra las provocaciones imperialistas en Corea | p. 6

CARACAS.- «Los efectos de la pandemia de Covid-19 han reavivado el viejo debate sobre la naturaleza del Estado capitalista y su rol en la sociedad», afirma una declaración emitida el pasado 29 de junio por el Buró Político (BP) del Comité Central del Partido Comunista de Venezuela (PCV). En opinión de ese organismo de dirección de los comunistas venezolanos, el colapso general de los sistemas de salud y de seguridad social ante la epidemia global «ha reanimado la histórica discusión entre los apologistas del Estado neoliberal, por una parte, y los defensores del Estado intervencionista y benefactor, por la otra». En Latinoamérica y el Caribe en particular, agrega la declaración, «las políticas liberales de corte anti-popular profundizadas en el marco de la pandemia por los llamados Gobiernos neoliberales, no sólo han provocado la reacción del movimiento popular y obrero, sino que también han contribuido al reagrupamiento de las fuerzas que se identifican con el denominado “progresismo latinoamericano”, quienes levantan las banderas del Estado interventor». El Buró Político del PCV señaló que, en nuestro país, ese debate va más allá de la pandemia y sus efectos, debido a la situación de profunda crisis del capitalismo dependiente y rentístico venezolano, y se expresa como una confrontación entre quienes identifican la acción del Estado en la economía como causa principal de la crisis y quienes, «bajo el ropaje ideológico del socialismo bolivariano del siglo XXI», defienden el concepto del Estado benefactor. CAPITALISMO CON DIFERENTES CARAS Tras sus reflexiones introductorias, la declaración afirma que en realidad «ni el neoliberalismo es ausencia de la intervención del Estado en la economía, ni el Estado benefactor tiene como finalidad la protección de los derechos universales de la población». Tanto uno como otro, continúa el BP, «son formas políticas concretas a través de la cuales se materializan las

diferentes fases del proceso de acumulación del capital en un ámbito nacional». Así que, según el análisis de la tolda del Gallo Rojo, la esencia de ambos modelos es la misma, e, independientemente de sus formas, ni uno ni otro tienen como objetivo satisfacer las necesidades humanas: «por el contrario, su objetivo primordial es producir más capital del que pone en funcionamiento a través de la apropiación de plusvalía sustraída a los trabajadores». Es decir que, en esencia, ambos sirven por diferentes procedimientos a los mismos objetivos de explotación de la fuerza de trabajo en beneficio de los intereses del capital. Recuerda el BP que, en la fase imperialista del modo de producción capitalista, el proceso de acumulación del capital es mundial por su contenido y nacional por su forma, y que esto determina que el capital exista fragmentado en porciones nacionales donde la acumulación se realiza de acuerdo con las condiciones particulares que se presentan en cada país. En consecuencia, el Estado capitalista «emerge como representante político de cada uno de esos fragmentos nacionales del capital, y por ende es el garante de su proceso de acumulación en cada ámbito nacional de acuerdo a las características específicas que lo rigen». EL CASO VENEZOLANO En nuestro país, y en alguna medida también en otros países de América Latina, continúa la declaración del organismo de dirección del PCV, el proceso de acumulación de capital se encuentra regido por la renta de la tierra. La economía venezolana, en particular, ha tenido como eje la producción y venta de petróleo crudo. La fuente de los ingresos nacionales no ha sido la explotación de los trabajadores petroleros, «sino los países industrializados que compran nuestros petróleos a precios comerciales superiores al precio de producción venezolano». Continúa en la página 3


2

MEMORIA

JULIO de 2020

|

Nº 3.018

|

A 55 años de su martirio

Arrieta y Mendoza, héroes de la revolución WLADIMIR ABREU. Especial para TP Profesor de Historia

E

l 31 de julio de 1965 fue asesinado en Humocaro Bajo, estado Lara, el capitán de las Fuerzas Armadas de Liberación Nacional (FALN) Carmelo Mendoza, experto explosivista, creador y diseñador de la granada de mano TG-1, así denominada en homenaje a Toribio García, héroe de la Juventud Comunista de Venezuela (JCV). El camarada Carmelo, nacido en 1936, ingresó a la JCV a los 17 años; recibió entrenamiento especial en la Unión Soviética y, a su regreso, fue destinado a las FALN con el grado de capitán. Dirigió audaces emboscadas contra el ejército del Estado burgués junto a las unidades del Frente Guerrillero «Simón Bolívar», a consecuencia de lo cual el Gobierno de Raúl Leoni había puesto precio a su cabeza. Capturado en combate, fue torturado y ejecutado sin juicio

ni proceso alguno. Con su caída, las FALN perdieron a uno de sus más valientes y dinámicos combatientes. Por su parte, Luis Emiro Arrieta, nacido en el Zulia en 1910, es un símbolo de la reciedumbre de la clase obrera venezolana; histórico dirigente petrolero, participó en la gran huelga petrolera de 1936-1937. Luis Emiro fue, junto a Juan Bautista Fuenmayor y Gustavo Machado, uno de los máximos dirigentes del Partido Comunista de Venezuela (PCV) tras el primer congreso de la organización, el denominado «Congreso de la Unidad» de 1946. Luis Emiro fue un abnegado combatiente contra la dictadura militar de Marcos Pérez Jiménez, y sufrió cárcel, torturas y exilios. Por su prestigio tras la caída de la dictadura, fue elegido como senador por el Zulia en 1958. Fue ilegalmente detenido en violación del fuero parlamentario el 16 de abril de 1963, y permaneció en la prisión del Cuartel San Carlos, en Caracas, don-

de se deterioró su salud debido a una afección hepática. El Gobierno le negó cualquier asistencia médica, pese a que en 1964 un tribunal ordenó su libertad bajo fianza, pero el Fiscal General de la República anuló esta decisión. Finalmente, se le permitió ir a un hospital el 27 de julio de 1965, cuando ya estaba virtualmente muerto; su corazón se detuvo a las 10:55 de la noche. Mientras su familia gestionaba los detalles del sepelio, agentes de la siniestra policía política de la época, la Dirección General de Policía (Digepol), y del Servicio de Inteligencia de las Fuerzas Armadas (SIFA), secuestraron el ataúd con el cuerpo de Luis Emiro, y lo enterraron en el Cementerio General del Sur, sin informar a nadie, en una tumba desconocida. Los familiares, amigos y camaradas que se habían hecho presentes en el local donde se realizarían los actos fúnebres, fueron detenidos por la policía. Es que hasta después de muerto Luis Emiro Arrieta infundía temor a sus enemigos de clase.

Paul Robeson, una figura histórica ENRIQUE GARCIA ROJAS. Especial para TP Profesor de Literatura

E

l racismo anglosajón trató de acallar a uno de los más importantes luchadores por los derechos de los negros norteamericanos, el camarada Paul Robeson, nacido en New Jersey en 1898. Su padre, un esclavo liberto, lo impulsó a obtener una cuidadosa educación como forma de liberación. Tras graduarse con honores en la Universidad Rutgers, donde era el único estudiante negro, Robeson estudió derecho en la escuela de leyes de la Universidad Columbia, donde también se distinguió como el más sobresaliente estudiante y como un deportista del máximo nivel en diversas disciplinas. Paralelamente con sus estudios, Robeson jugó fútbol americano en la liga profesional y comenzó su carrera como cantante y actor. En 1923 obtuvo su título de abogado y ejerció brevemente el derecho, pero, víctima de una campaña racista, renunció a su carrera en las leyes. Ya dedicado principalmente al canto y la actuación, en 1924 obtuvo el papel principal en una controversial obra antirracista de Eugene O´Neill; poco después, obtuvo su primer papel en una película y comenzó la grabación de discos cantando «spirituals» y canciones folclóricas afro-americanas. Por su trabajo como actor, Paul y su esposa Essie viajaron a Londres en 1925 junto a O´Neill; tras una exitosa temporada teatral, los Robesons visitaron Francia, donde entraron en contacto por primera vez con activistas del movimiento comunista y antifascista mundial. Participó en varios filmes en Inglaterra y en EEUU y demostró sus dotes como bajo barítono; estudió lingüística en la Universidad de Londres y dio conciertos alre-

Fundado el 17 de FEBRERO de 1948 Premio Nacional de Periodismo 2002

Robeson ante la multitud el 1º de mayo de 1960

dedor del mundo en los cerca de veinte idiomas que llegó a conocer. ROBESON MILITANTE En 1934 Robeson visitó la Unión Soviética por vez primera, por invitación del cineasta Sergei Eisenstein. Tras sus viajes por la URSS, elogió el sistema social soviético, particularmente el trato a las minorías raciales y nacionales, muy superior, en su opinión, al racismo sistemático que se ejercía en EEUU. Como intelectual antifascista, colaboró con el Batallón Lincoln, integrado por comunistas estadounidenses para respaldar la España republicana. Fue amigo de grandes intelectuales de la época, como Eisenstein, Ernest Hemingway, y Pablo Neruda, quien le reservó un sentido homenaje en su Canto General, En 1949, participó en París en el Primer Congreso Mundial de la Paz,

del que nacería el Consejo Mundial de la Paz. Recibió el premio Stalin en 1952. Robeson fue perseguido en su país por sus actividades políticas; aunque nunca fue miembro pleno del Partido Comunista de EEUU, fue incluido en la «lista negra» por el comité anticomunista del senador Joseph McCarthy, y su pasaporte fue suspendido por varios años. Víctima de acoso y espionaje (y, según su hijo, de intentos de asesinato) por el Gobierno estadounidense, Robeson continuó de todas maneras sus actividades antifascistas y antirracistas casi hasta el final de su vida. En sus últimos años, gravemente enfermo, se retiró de las actividades públicas, y apenas apareció algunas veces para recibir homenajes y desagravios, que se han multiplicado tras su fallecimiento, ocurrido en enero de 1976 tras un infarto, a la edad de 77 años.

DIRECTOR-FUNDADOR: Gustavo Machado M. (1898-1983) | DIRECTOR (E): Oswaldo Ramos H. | EDITOR: Fernando Arribas G. ADMINISTRADORA: Ana Vargas R. | DIAGRAMACIÓN Y DISEÑO: María Jesús Alvarado | DISTRIBUCIÓN: Antonio Gutiérrez CONSEJO EDITORIAL: O. Ramos, F. Arribas, Oscar Figuera, Pedro Eusse, Yul Jabour, Janohi Rosas, Carlos Aquino COLABORADORES: Francisco Guacarán, Enrique García Rojas, Andrés Villadiego, Wladimir Abreu, Neirlay Andrade OFICINAS: Calle Jesús Faría, Esq. de San Pedro. Edif. Cantaclaro. Pquia. San Juan, Caracas. Venezuela | Depósito Legal: PP760472 TELÉFONOS: +58 212 395.56.96 - 482.75.05 - 481.97.37 | EDICIONES ANTERIORES: www.issuu.com/Tribuna_Popular REDACCIÓN: redacciontp48@gmail.com | PUBLICIDAD: publicidadtp@gmail.com | ADMINISTRACIÓN: pagotp@gmail.com CUENTA CORRIENTE: 0102 0876 9600 0010 2665 Banco de Venezuela, Fundación Editorial Tribuna Popular RIF: J-403255121


|

Nº 3.018

|

POLÍTICA

JULIO de 2020

3

Es necesario construir un nuevo Estado democrático, obrero y popular Viene de la primera página Afirma más adelante el BP que «La magnitud de la renta petrolera y su fluctuación, al determinar la base de la escala de la acumulación del capital en Venezuela, también determina el tipo de Estado y las políticas que el capital demanda». Así, el crecimiento de la renta en épocas de bonanza petrolera se traduce en una mayor participación del Estado en la vida económica; y por el contrario, la disminución de los ingresos cuando colapsan los mercados petroleros determina una restricción de la acumulación del capital nacional, lo que a su vez induce al establecimiento de políticas de Estado de corte liberal conformes con las necesidades del capital. La unidad esencial entre el modelo neoliberal y el modelo benefactor queda en evidencia, en opinión de la dirigencia comunista, en el comportamiento del Gobierno bolivariano, el cual, a lo largo de 20 años, ha cumplido este doble rol en concordancia con los flujos de la renta petrolera: «En la fase de altos ingresos petroleros la política económica expansiva se orientó a las nacionalizaciones, el crecimiento de la actividad productiva soportada en la renta, altos ingresos laborales y una elevada inversión social; mientras que en la fase de disminución de la renta se ha caracterizado por la aplicación de políticas de corte liberal como reducción sostenida y abrupta de los salarios, disminución del gasto social, desinversión y colapso de los servicios públicos, privatizaciones y dolarización de la economía», entre otras.

POR UN CAMBIO AUTÉNTICO La polémica entre el modelo de Estado neoliberal y el de Estado de bienestar, afirma el BP, es irrelevante para los genuinos intereses de la clase obrera venezolana, pues ambos sirven al capital y ninguno de los dos representa una salida auténticamente revolucionaria ni resuelve las determinaciones que condenan a Venezuela «a ser un país industrialmente atrasado con una clase trabajadora sumida en la precariedad y la desocupación crónica». «La reversión del parasitario proceso de acumulación actual sólo será posible mediante una revolución social encabezada por la clase trabajadora, que permita convertir la renta de la tierra petrolera en un instrumento para potenciar el capital industrial en la escala requerida para

desarrollar las fuerzas sociales productivas», y crear las condiciones materiales que hagan posible resolver verdaderamente y de manera definitiva los graves problemas sociales y económicos que siguen aquejando al pueblo, continúa el documento del BP. Tales transformaciones, concluye la declaración, «sólo pueden materializarse mediante el derrocamiento del poder político de la burguesía expresada en el actual Estado, y la subsiguiente construcción del Estado democrático, obrero y popular que implemente la planificación central y científica de la economía, centralice el capital y lo convierta en propiedad social bajo la administración del nuevo Estado y garantice los derechos sociales universales de la clase trabajadora y los sectores populares».

Hacia las elecciones legislativas

¡Por una alianza alternativa popular-revolucionaria! TRIBUNA POPULAR.- El XVII Pleno del Comité Central (CC) del Partido Comunista de Venezuela (PCV), que tuvo lugar los días 2 y 3 de julio, analizó la situación actual del país, de cara a las elecciones parlamentarias que se desarrollarán el próximo 6 de diciembre, en un contexto marcado por los efectos de la grave crisis económica, social e institucional que se extiende y profundiza desde hace varios años, y las circunstancias derivadas de la reciente designación de un nuevo Consejo Nacional Electoral (CNE). Como se recordará, el pasado 12 de junio el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ), ante la omisión legislativa de la Asamblea Nacional (AN), designó a las y los nuevos rectores del CNE, lo que rompió la situación de paralización en que se encontraba el ente electoral, y abrió el camino para que se cumpla oportunamente el mandato constitucional de elegir el nuevo Poder Legislativo nacional a fines de este año. Tras su designación, el nuevo CNE resolvió de inmediato diversas materias que estaban pendientes en cuanto a la reglamentación de los procesos electorales, y convocó las elecciones parlamentarias. Aunque las reformas en el sistema electoral nacional introducidas por el nuevo CNE no le

resultan plenamente satisfactorias, el PCV reconoce no obstante ciertos avances. En particular, la ampliación del número total de diputados a elegir, y el aumento del porcentaje de ellos que serán elegidos de conformidad con el principio de la representación proporcional de las minorías, abren por fin la posibilidad de romper con la polarización que ha caracterizado a los cuerpos legislativos venezolanos en los últimos años, y crean espacios para el desarrollo independiente de los partidos menores. RESOLUCIONES DEL CC En su pleno, el CC, máximo órgano de dirección comunista entre congreso y congreso, decidió dar inicio al proceso de selección de pre-candidaturas para las elecciones de diciembre, y orientó al Buró Político (BP) a explorar las posibilidades de construcción de una «alianza alternativa popular-revolucionaria», que no excluya a priori a ninguna fuerza progresista, que procure expresar la unidad obrero-campesina-comunera-popular, y que asuma un programa revolucionario ante la crisis del capitalismo dependiente venezolano. Esta orientación significa que el PCV procurará en general formar alianzas, tanto con miras a las elecciones como en la perspectiva es-

tratégica, en el marco de la mayor unidad, con aquellos sectores comprometidos con los cambios que nuestro pueblo exige y que garanticen el respeto a la soberanía nacional. El esfuerzo principal del partido del Gallo Rojo será en el sentido de construir acuerdos con organizaciones y fuerzas alternativas que se correspondan con la actual línea política comunista de «confrontar, deslindar, reagrupar y acumular fuerzas para avanzar», es decir confrontar con el imperialismo y sus agentes nacionales, y deslindarse al mismo tiempo de los sectores reformistas que han torcido el rumbo del llamado «proceso bolivariano». En lo inmediato, el CC instruyó al BP para que resolviera a más tardar el 7 de julio los detalles del reglamento y el cronograma que regirán el proceso interno de selección de pre-candidaturas comunistas, las cuales serán posteriormente presentadas como propuestas del PCV a las fuerzas y organizaciones con las que se construyan alianzas. A lo largo de los próximos días, todos los organismos regionales, locales y celulares del PCV deberán realizar sus procesos internos de consulta, cuyos resultados deberán ser remitidos a la dirección nacional comunista de conformidad con los plazos y procedimientos establecidos en ese reglamento.


4

LUCHAS POPULARES

JULIO de 2020

|

Nº 3.018

|

Pdvsa adeuda 262 millones de dólares a jubilados PRENSA FNLCT.- Más de 30.000 jubilados de Petróleos de Venezuela S.A. (Pdvsa) mantienen actualmente una lucha por el rescate de su fondo de pensiones, al cual la estatal petrolera adeuda 262 millones de dólares. La cuantiosa deuda reclamada es producto de un préstamo por 2.763 millones de dólares al 9,5% de interés anual, suscrito en el año 2014 por la empresa con representantes de la Asociación de Jubilados de las Industrias Petrolera y Petroquímica (AJIP). Luego de sucesivos reclamos, los jubilados lograron el año pasado que se estableciera un acuerdo de pago por Pdvsa de 20% de lo adeudado en diez meses entre mayo de 2019 y mar-

zo de 2020, con una cuota especial en el mes de abril, y con la promesa de que el pago del 80% restante del monto sería negociado posteriormente. Sin embargo, hasta la fecha ese compromiso todavía no ha sido cumplido por la estatal petrolera. La AJIP, fundada en 1975 con el fin de amparar a los trabajadores retirados y sus familiares sobrevivientes tras concluir su carrera profesional en Pdvsa, Petroquímica de Venezuela S.A. (Pequiven) y otras empresas del ramo de los hidrocarburos, agrupa en la actualidad a la vasta mayoría de los jubilados de Pdvsa. El fondo de pensiones en cuestión se constituyó con los aportes de los trabajadores, cada uno de los

cuales ha debido entregar para tal propósito el 3% de su salario durante la duración de la relación laboral. Desde 2016, los representantes de la AJIP, cumpliendo el proceso administrativo, han recurrido a diversas instancias del Estado venezolano para hacer sus denuncias y reclamos por este caso; han acudido, entre otros entes, a la Defensoría del Pueblo, la Fiscalía General de la República, la Contraloría General de la República, la Asamblea Nacional Constituyente y la Junta de Reestructuración de Pdvsa. Más recientemente, presentaron sus alegatos ante la llamada Mesa de Diálogo Nacional, sin que hasta ahora se les haya dado respuesta.

Combativa jornada ante el Ministerio Público

Contra la criminalización de las luchas populares

CARACAS/TP.- Una manifestación de protesta ante la sede principal de la Fiscalía General de la República (FGR) llevó a cabo el pasado 4 de junio el Frente Popular Antiimperialista y Antifascista (FPAA), junto a otras organizaciones políticas y sociales, en reclamo por las violaciones de derechos humanos y jurídicos cometidas contra dirigentes sindicales y populares en distintos casos. En los últimos meses, el FPAA, creado en 2017 e integrado en la actualidad por el colectivo Lucha de Clases, el Movimiento Gayones, la organización Izquierda Unida, el Partido Revolucionario del Trabajo (PRT), el partido Patria Para Todos (PPT) y el Partido Comunista de Venezuela (PCV), ha venido denunciando por diversas vías las injustificadas detenciones y los actos de amedrentamiento judicial cometidos contra dirigentes y activistas populares, comunales y especialmente sindicales, y ha demandado la inmediata suspensión y reversión de tales acciones. Entre las exigencias hechas por el FPAA ante la FGR, destaca la demanda de liberación de los nueve comuneros detenidos en octubre de 2018 en el estado Barinas. Luego de la presión ejercida por las organizaciones populares, el pasado 17 de junio la Corte de Apelaciones emitió una sentencia que confirma la plena libertad de todos los presos, lo que demuestra que su detención fue injusta y sin causa legítima.

También se demandó la libertad inmediata para los gerentes de Petróleos de Venezuela S.A. (Pdvsa) Alfredo Chirinos y Aryenis Torrealba, detenidos el 28 de febrero de 2020 bajo la acusación de traición a la patria. En este caso, además de vulneraciones del debido proceso, se cometieron torturas y otros abusos en contra de los detenidos por la Dirección General de Contra Inteligencia Militar (Dgcim). La acción del FPAA y de los diputados del PCV a la Asamblea Nacional, logró que les fueran resarcidos algunos derechos a los detenidos, como el de comunicación telefónica con sus familiares y abogados y el de recibir paquetes. Asimismo, el FPAA alzó su voz exigiendo la inmediata libertad para los siete marinos de la nómina contractual de PDV Marina, tripulantes del buque B/T «Negra Hipólita», quienes están detenidos desde el 6 de marzo sin explicación alguna. Se demandó también la libertad para Darío Salcedo, trabajador de Insopesca y secretario de organización del sindicato Sinstrapescave, detenido en mayo; luego de la manifestación ante la FGR, se supo que Salcedo había recibido una medida de sustitución de casa por cárcel. OTROS CASOS PENDIENTES El FPAA se pronunció también acerca de las múltiples denuncias de agresiones, amenazas,

persecuciones, hostigamientos y actos de sicariato cometidos en los estados Apure, Barinas, Guárico, Mérida, Portuguesa y Zulia contra dirigentes y activistas campesinos que se mantienen en lucha por su legítimo derecho a la tierra. En particular, se denunció la represión y judicialización ejercida contra los campesinos del hato «San Pablo Paeño» en Achaguas, Apure, y del fundo «San Camilo», en el municipio Francisco Javier Pulgar del estado Zulia. Asimismo, se denunció que continúan las amenazas contra los campesinos del Fundo «Caño Rico», municipio Sucre del estado Zulia, lugar donde en octubre de 2018 fueron asesinados los activistas Luis Fajardo, miembro del Comité Central del PCV, y Javier Aldanda, crímenes que aún se mantienen impunes. Continúan pendientes asimismo varios otros casos, entre ellos el de los cuatro trabajadores de la empresa Alimex C.A. detenidos en septiembre en Barquisimeto, estado Lara; el de los cinco trabajadores de Pdvsa del Campo Morichal, Monagas; y el de Domingo Carpio, trabajador de la Empresa Nacional de Transporte de combustible (ENT) en San Tomé, Anzoátegui, detenido en marzo. Para todos ellos, detenidos en violación del debido proceso o por acusaciones falsas, el FPAA exige libertad inmediata.


|

Nº 3.018

|

LUCHAS POPULARES

JULIO de 2020

5

Crece el Frente Nacional Popular Comunitario «Alberto Lovera»

¡A impulsar las organizaciones comunitarias! Comisión Nacional para el Movimiento Popular Comunitario

E

l Frente Nacional Popular Comunitario «Alberto Lovera» (FNPCAL) es un espacio amplio de articulación de las diversas fuerzas que hacen vida en los consejos comunales y comunas del país, para la organización y lucha por el mejoramiento de la calidad de vida de los habitantes de las comunidades y para transformar sus experiencias en verdaderos mecanismos autónomos de participación del Poder Popular, que fortalezcan el camino por la liberación nacional contra el imperialismo, teniendo en cuenta el papel de la clase obrera como sujeto social de la revolución socialista. El FNPCAL nace ante las restricciones que confrontan las masas en los barrios y urbanizaciones populares, debido al control ejercido desde los distintos niveles de Gobierno sobre los consejos comunales, comunas y demás organizaciones comunitarias, que impide el desarrollo de estas organizaciones sociales como formas de verdadera participación protagónica del Poder Popular. Asimismo, el FNPCAL procura denunciar la reiterada aplicación por parte del Gobierno de políticas que desmejoran las condiciones de vida de las familias venezolanas, y que contribuyen al deterioro de los servicios públicos y a la privatización y reprivatización de empresas recuperadas.

La misión del FNPCAL es impulsar el verdadero protagonismo y la participación popular, apoyando todas las formas de organización comunitaria, y reivindicando las conquistas políticas y jurídicas alcanzadas a lo largo de la historia y en particular desde el inicio del proceso de cambios liderado por el presidente Chávez, conquistas que hoy se ven amenazadas. En particular, el FNPCAL defiende el derecho de las comunidades a organizarse y designar sus vo-

ceros y voceras sin tener que sujetarse a criterios impuestos por autoridades gubernamentales, en violación no sólo de las leyes del Poder Popular, sino también de los principios constitucionales. Igualmente, el FNPCAL rechaza las iniciativas gubernamentales de privatización de empresas de comercialización y distribución de los servicios públicos, que no sólo son lesivas a los intereses nacionales sino que, de concretarse, encarecerían el acceso a los servicios públicos hasta niveles intolerables. Junto a otros frentes amplios y a diversas organizaciones políticas y sociales, el FNPCAL denuncia asimismo el hostigamiento, la judicialización y la criminalización por parte de mafias compuestas por funcionarios civiles, militares, empresarios y terratenientes, contra los dirigentes y activistas sindicales y populares que defienden sus derechos y reivindicaciones sociales. El FNPCAL invita a las organizaciones comunitarias, consejos comunales, comunas, frentes y movimientos deportivos, femeninos, ecológicos, clubes de abuelos, colectivos de personas con diversidad funcional y medios alternativos, entre otros, a unificar y articular sus movilizaciones y objetivos, para impulsar la lucha por la solución integral de los problemas a través de salidas revolucionarias a la crisis del modelo capitalista dependiente, rentista e improductivo de Venezuela.

Continúan las luchas campesinas en todo el país TRIBUNA POPULAR.- Pese a los cada vez más numerosos casos de judicialización, criminalización, represión y acoso contra las y los dirigentes y activistas en lucha por los derechos de la clase campesina, las y los trabajadores del campo continúan organizándose y avanzando en el reclamo de sus reivindicaciones, especialmente en cuanto al derecho a la posesión de la tierra. Así lo demuestran los combates que se mantienen en diversos lugares del país, algunos de los cuales ya han sido reseñados en nuestras páginas. ORGANIZACIÓN CAMPESINA EN GUÁRICO Las diversas organizaciones y colectivos que hacen vida en el Fundo «San Antonio», en el municipio Zaraza, exigen que se dé inicio a los procesos legales para la adjudicación de las tierras que ocupan y las cuales se encuentran productivas. Los campesinos de la zona afirman ser víctimas de hostigamiento por parte del coordinador de la oficina del Instituto Nacional de Tierras (INTI) en Zaraza, y de amenazas de desalojo por parte de algunos terratenientes con el apoyo de organismos de seguridad del Estado. Ante esta situación, Alí Jiménez, dirigente regional del Partido Comunista de Venezuela (PCV) y diputado ante el Consejo Legislativo del estado Guárico (CLEG), se reunió el 19 de junio con los campesinos de la localidad y recogió sus reclamos y denuncias. Jiménez, quien en la actualidad es vicepresidente de la Comisión Permanente de Desarrollo Agroalimentario de la cámara legislativa de la región guariqueña, se comprometió a llevar los planteamientos de los denunciantes al seno de esa comisión.

Por su parte, miembros de la Corriente Clasista Campesina «Nicomedes Abreu» (CCCNA) en la región, quienes acompañaron a Jiménez en su visita, manifestaron su apoyo y solidaridad a las luchas de los campesinos, y realizaron un recorrido por los predios del fundo, para verificar las actividades agrícolas y pecuarias que desarrollan las familias de la localidad. Debe hacerse notar que el PCV y la CCCNA en la región han venido impulsando en todo el estado Guárico un conjunto de acciones en función de fortalecer la capacidad de organización y lucha del movimiento campesino. HOSTIGAMIENTO EN EL SUR DEL LAGO Los campesinos del Fundo «San Camilo», en el municipio Francisco Javier Pulgar del estado Zulia, denunciaron que recientemente fueron atacados por ocho hombres armados, vestidos de negro, quienes se identificaron co-

mo funcionarios de las Fuerzas de Acciones Especiales (FAES) de la Policía Nacional Bolivariana, pero sin mostrar sus credenciales o distintivos. Las organizaciones campesinas de la zona insistieron en que las acciones de este tipo, que ya se habían producido en otras oportunidades, están siendo ordenadas por miembros de la Asociación Cooperativa del Sur, una agrupación de terratenientes bajo la coordinación de César Julio Martínez. Este ente ha desatado una campaña contra las familias presentes en el fundo, cuyas tierras fueron abandonadas por un presunto propietario llamado Gustavo Weil Gómez hace ya varios años. Asimismo, afirmaron que fue un sujeto llamado Benito Sánchez quien pagó la supuesta incursión policial en el fundo, evidenciando la existencia de redes de corrupción entre los latifundistas y cuerpos irregulares en la zona.


6

ESPECIAL

JULIO de 2020

|

Nº 3.018

|

Entrevista con el Embajador de la RPDC

Ri: «Intensificaremos nuestras fuerzas para detener las amenazas de EEUU» TP/NA.- Recientemente, la República Popular Democrática de Corea (RPDC) ha sido víctima de nuevas provocaciones ejecutadas desde territorio surcoreano. Para conocer los detalles de esta situación, Tribuna Popular ha entrevistado al Embajador de la RPDC en Venezuela, Ri Sung Gil. A continuación reproducimos un extracto de la amplísima información ofrecida por el diplomático coreano. ¿Cuál es la naturaleza de esta nueva agresión contra la RPDC? El 31 de mayo, los canallas llamados «fugitivos del norte» lanzaron desde la Línea de Demarcación Militar volantes con mensajes contra la RPDC y nuestra dirección suprema, responsabilizándola del «problema nuclear». Estas escorias humanas, que traicionaron a la patria, no son más que perros bastardos que suelen ladrar inoportunamente, y es momento de responsabilizar a sus dueños. Las autoridades surcoreanas no pueden decir que desconocen la Declaración de Panmunjeom y el Acuerdo Militar que prohíben toda forma de acción hostil, incluso el lanzamiento de octavillas, en los alrededores de la Línea de Demarcación Militar. Si ellas tuvieran la voluntad de implementar cabalmente los acuerdos norte-sur, en lugar de enumerar excusas pobres deberían instituir una ley que impida tales payasadas. La parte sur trató de vulnerar adrede el principio de respeto mutuo y confianza que constituye el fundamento de nuestras relaciones. He aquí la gravedad del problema: calumniaron atrevidamente a nuestro compañero presidente, y tal insulto representa una ofensa a nuestro núcleo espiritual; éste es el sentimiento ideológico de todo el pueblo y nuestro estilo estatal. Es evidente que la responsabilidad del lanzamiento permanente de panfletos anti-RPDC recae sobre las autoridades surcoreanas que lo toleran en silencio mientras olvidan que violan de manera flagrante el acuerdo norte-sur con sus acciones imbéciles, sus ejercicios militares y su compra de armas sofisticadas. ¿Qué responsabilidad tiene EEUU en la situación de tensión que vive la península? Las relaciones en la península se han convertido en materia de jugueteo de EEUU. A nuestro juicio, no se puede discutir más las relaciones inter-coreanas con una contraparte tan cobarde y avasallante. Ya hemos interrumpido todas las líneas de comunicación entre las partes. En consonancia con la voz indignada de la población que exige cobrar esta fechoría intolerable, se decidió destruir la Oficina de Enlace Conjunto Norte-Sur. Posteriormente, el Departamento de Estado de EEUU manifestó su «decepción» y exigió «el retorno a la diplomacia y cooperación». Al respeto, hemos dicho que nadie tiene derecho a cuestionar las relaciones norte-sur por tratarse de un asunto interno. Da asco la conducta dual de EEUU, que intenta impedir la marcha de las relaciones internas si éstas dan una señal de avance y, al contrario, finge preocuparse mucho por su empeoramiento. La «decepción» de la que habla el imperio

norteamericano es incomparable con la desilusión y cólera que nos dieron EEUU y las autoridades surcoreanas durante los dos últimos años de provocaciones. Para evitar las desgracias sería mejor que EEUU mantenga la boca callada y atienda a sus quehaceres domésticos. EEUU, autor de la división de la nación y obstáculo principal para su reunificación, debe renunciar a las maniobras de sanción y estrangulamiento contra nuestra república, dejar de instigar a las autoridades surcoreanas al enfrentamiento, y no intervenir en el problema de la península coreana. ¿Cómo afecta la injerencia del imperialismo sobre la política estratégica de paz y reunificación de la RPDC? Han pasado 67 años desde la firma del armisticio, pero hay algo que se ha mantenido: la política hostil de EEUU hacia la RPDC. Cada día son más abiertas las maniobras estadounidenses por aplastarnos por la fuerza y tomar la superioridad militar en la región de Asia y el Pacífico. Nuestro Gobierno presentó varias iniciativas para la paz desde los años 70, pero todas fueron denegadas intencionalmente por EEUU. En 2010 también dieron la espalda a nuestra propuesta de discutir el asunto de la declaración del fin de la guerra e iniciar las conversaciones para la conversión del armisticio en un tratado de paz. EEUU ha definido abiertamente a la RPDC como parte del «eje de mal» y como «blanco de ataque nuclear preventivo», y nos ha deshonrado con todo tipo de acusaciones falsas: «ayuda al terrorismo», «proliferación de armas de destrucción masiva», «represión de los derechos humanos», «lavado de dinero» y «narcotráfico». La amenaza nuclear de EEUU contra nosotros se intensificó en 2017 con el envío a Corea

del sur de bienes estratégicos nucleares y armamento bélico ultra moderno. La política hostil se volvió aún más despiadada después de la Cumbre de Singapur, que perseguía el objetivo de la creación de nuevas relaciones entre ambas partes. De nuestra parte, tomamos importantísimas medidas como el cese de pruebas nucleares y lanzamientos de ensayo de cohetes balísticos intercontinentales. Sin embargo, en lugar de responder con medidas debidas, EEUU realizó decenas de ejercicios militares conjuntos, aun cuando el presidente estadounidense había prometido su suspensión. Pese a la crisis sin precedentes que enfrentan debido a la Covid-19, EEUU no alivió ni un momento su amenaza militar contra nosotros, realizando ejercicios conjuntos de combate aéreo y ensayos conjuntos de desembarco marítimo. ¿Cuál es la estrategia del Partido del Trabajo y del Gobierno de la RPDC para derrotar las pretensiones imperialistas? El presidente del Comité de Estado, Kim Jong Un, presentó en la 4ª reunión ampliada del 7° período de la Comisión Militar Central del Partido del Trabajo de Corea las nuevas orientaciones para fortalecer aún más el poder disuasivo nuclear de guerra, y mantener las fuerzas armadas estratégicas en estado de alerta de alto grado. Seguiremos intensificando nuestras fuerzas para detener las permanentes amenazas nucleares de EEUU, y no daremos ni un paso atrás en este camino que escogimos. Nadie podrá detener en este mundo el avance victorioso de nuestro pueblo y ejército que han heredado el espíritu y el coraje heroicos de la gran generación que venció a las bandas imperialistas encabezadas por los yanquis en la guerra de liberación de la patria.


|

Nº 3.018

|

TRABAJADORES

JULIO de 2020

7

Exigen reenganche para despedidos en Caica PRENSA FNLCT.- La patronal de la Corporación Agropecuaria Integrada C.A. (Caica), empresa del Grupo Pro ubicada en el estado Cojedes, se empeña en violar flagrantemente la ley, al desacatar la orden de reenganche dictada por la Inspectoría del Trabajo de la zona en favor de 11 trabajadoras y trabajadores ilegalmente despedidos. Ante esta situación, el Comité Regional del Partido Comunista de Venezuela (PCV) en Cojedes, a través de sus miembros Pablo Pérez y Jesús Martínez, este último diputado ante el Consejo Legislativo del Estado, acusaron al presidente de la empresa, Javier Alonzo, y al presidente del Grupo Pro, Juan Carlos Villamizar. Según los denunciantes, esos empresarios «de forma prepotente y arrogante se niegan a restablecer los derechos infringidos de las y los trabajadores Maritza Gutiérrez, María Betina Herrera, Marisol Romero, José Osto, Guillermo Rodríguez, Henry Villegas, Julio Quiroz, José Reyes, Mariangel Ortega, Diony Palencia y Pablo Pérez». Pérez y Martínez agregaron a sus denuncias que la actual administración corporativa de Caica, a cargo excepcionalmente del Ministerio del Poder Popular para el Interior, Justicia y Paz, «ha desmejorado severamente las condiciones salariales y sociales en general del personal a su servicio, aplicando además métodos represivos e intimidatorios contra las y los trabajadores que se atreven a defender sus derechos».

Trabajadores protestan ante la sede de la empresa

OTROS PRONUNCIAMIENTOS Asimismo, el Frente Nacional de Lucha de la Clase Trabajadora (FNLCT) y la Central Unitaria de Trabajadores de Venezuela (CUTV) se pronunciaron a través de las redes sociales al respecto, repudiando la actitud delictiva de la parte patronal y exigiendo que se proceda inmediatamente a reenganchar a las y los trabajadores y a pagarles los salarios y demás beneficios dejados de percibir como consecuencia de tal ilegalidad. «Al reiterar la solidaridad con estos trabajadores, demandamos del Gobierno Nacional que respete y haga respetar las órdenes de reenganche dictadas por las diversas Inspectorías del Trabajo, y expulse de la dirección de insti-

tuciones y empresas del Estado a quienes violentan los derechos de las y los trabajadores», agregaron estas dos organizaciones clasistas. La declaración concluye afirmando que «Lo acontecido en Caica, así como en muchas otras empresas públicas y privadas, con la anuencia o la permisividad de las autoridades gubernamentales, pone en evidencia el carácter burgués del Estado venezolano, lo que obliga a la clase obrera a construir, en alianza con el campesinado y el resto del movimiento popular, una correlación de fuerzas que permita derrotar tanto las pretensiones imperialistas como al reformismo entreguista dominante, y avanzar hacia el triunfo de una verdadera revolución socialista».

Colectivo «2 de junio»:

Trabajadores de la salud demandan dotación y respeto a los protocolos CARACAS/TP.- Las y los trabajadores de la salud, ante la creciente amenaza que representa la epidemia global de Covid-19, exigen a las autoridades nacionales la dotación de equipos de protección biomédica y el cumplimiento estricto de los protocolos de prevención, salud y seguridad en el trabajo. Así lo afirmó Ángel Castillo, coordinador general del Colectivo «2 de junio», que agrupa a las y los trabajadores de la Misión Barrio Adentro y forma parte del Frente Nacional de Lucha de la Clase Trabajadora (FNLCT). Castillo aseguró que es necesario «hacer un análisis situacional en cuanto a bioseguridad se refiere, en los centros públicos y privados de salud, debido a que la Covid-19 es un factor de riesgo ocupacional en esas entidades de trabajo. Recordemos que la salud, la seguridad y la higiene en el trabajo son derechos fundamentales, consagrados en la Constitución y en la Ley Orgánica de Prevención, Condiciones y Medio Ambiente de Trabajo (Lopcymat)». PELIGRO EN AUGE En las últimas semanas se ha producido un crecimiento alarmante de casos de contagio de Covid-19, en gran medida como consecuencia de la violación y falta de control de protocolos de seguridad sanitaria, por el ingreso masivo de

venezolanos procedentes de Colombia, Brasil y otros países vecinos. El repunte de contagios también ha afectado a los propios trabajadores de la salud, algunos de los cuales incluso han fallecido. Ante esta

situación, los miembros del colectivo ven con preocupación que «las autoridades del Gobierno Nacional insisten en culpabilizar a los propios trabajadores, sin asumir autocríticamente su responsabilidad objetiva por no cumplir estrictamente con sus obligaciones de cuidar y proteger a las y los trabajadores del sector», agregó Castillo. «Estamos en la primera línea de combate contra la Covid-19 en los centros de salud. No solamente el personal que recibe a nuestros connacionales en los puestos de control fronterizos está expuesto al virus. Todo el personal que presta servicio en un centro de atención a la salud está en riesgo de contraer el virus y ser un agente transmisor del mismo. Deben extremarse las medidas de protección del personal que labora en el sector salud», continuó Castillo. Por ello, concluyó el dirigente de los trabajadores del sector salud, «demandamos y exigimos a las autoridades del Ministerio del Poder Popular para la Salud y entes adscritos, la dotación sin excepción de equipos de protección personal (EPP) y el fiel cumplimiento de los protocolos de prevención, salud y seguridad en el trabajo, de acuerdo a la Lopcymat y a las normativas de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Organización Panamericana de la Salud (OPS)».


8

INTERNACIONAL

JULIO de 2020

|

Nº 3.018

|

Premio Nobel de la Paz para brigada médica cubana PRENSA DPI/CW.- El Comité de Solidaridad Internacional y Lucha por la Paz (COSI) de Venezuela se une a la campaña mundial en curso para solicitar el otorgamiento del Premio Nobel de la Paz de este año a la Brigada Médica Internacional «Henry Reeve», en reconocimiento a su solidaridad y desprendimiento, valores que han llevado a los miembros de la brigada a salvar miles de vidas arriesgando las propias. La brigada, creada en 2005 por el difunto líder cubano Fidel Castro cuando EEUU rechazó una oferta para recibir la ayuda de 1.500 médicos cubanos después del paso del huracán Katrina, lleva el nombre de un joven estadounidense que dejó su hogar en New York para unirse a la lucha de liberación cubana contra los españoles a fines del siglo XIX. Desde entonces, el personal médico de la brigada, que ahora consta de 7.400 trabajadores de salud voluntarios, ha estado a la vanguardia en el socorro en casos de desastre. Se estima que, hasta principios de este año, la brigada había tratado a más de 3,5 millones de personas en 21 países afectados por los peores desastres naturales y epidemias del mundo, salvando unas 80.000 vidas como resultado directo de su tratamiento médico de emergencia. Uno de sus actos más heroicos tuvo lugar en 2014-2015, cuando la brigada envió a más de 400 médicos, enfermeros y otros trabajadores de la salud a África Occidental para abordar la peligrosa pandemia de ébola, en regiones donde las instalaciones de salud e incluso la infraestructura básica como carreteras y sistemas de comunicación eran casi inexistentes. El equipo cuba-

La brigada actúa contra la Covid-19 en 28 países

no representó la operación médica más grande en el sitio en Sierra Leona, Guinea y Liberia. CONTRA LA COVID-19 En el curso de este año, en medio de la pandemia global de la Covid-19, sin precedentes en la historia moderna, más de 3.000 profesionales médicos cubanos de la Brigada «Henry Reeve» se han desplegado en 28 países para tratar de evitar que se propague el contagio y para cuidar a los enfermos. Además de Italia, en cuya región más afectada, la Lombardía, se hizo presente la brigada en

el momento más crítico de la epidemia, los médicos cubanos han acudido, entre otros países, a Andorra, Angola, Antigua y Barbuda, Barbados, Belice, Cabo Verde, Dominica, Granada, Haití, Honduras, Jamaica, México, Nicaragua, Perú, Qatar, Santa Lucía, San Cristóbal y Nieves, San Vicente y las Granadinas, Sudáfrica, Surinam, Togo, Turcos y Caicos y Venezuela. La Brigada «Henry Reeve», parte integral del sistema de salud cubano, ya recibió en 2017 el premio Dr. Lee Jong-wook de Salud Pública, otorgado por la Organización Mundial de la Salud.

Comunistas latinoamericanos evocan la anfictionía bolivariana TRIBUNA POPULAR.- A invitación del Partido Comunista de Venezuela (PCV), se realizó el pasado 22 de junio una videoconferencia titulada «194 Aniversario del Congreso Anfictiónico de Panamá y Día de la Unidad Latinoamericana y Caribeña», con la participación del Partido Comunista Colombiano (PCC), el Partido Comunista del Ecuador (PCE) y el Partido del Pueblo de Panamá (PPP). Esta iniciativa también sirvió como homenaje al dirigente comunista venezolano Pedro Ortega Díaz (1914-2006), quien no sólo libró durante toda su vida una batalla intelectual para esclarecer mistificaciones históricas en torno al panamericanismo y en torno a la figura de Simón Bolívar, sino que además fue uno de los principales propulsores de la propuesta, finalmente aprobada por el Parlamento Latinoamericano en 1988, de declarar el 22 de junio como «Día de la Unidad Latinoamericana y Caribeña». Como se recordará, en tal fecha de 1826 se instaló en la ciudad de Panamá el Congreso Anfictiónico, originalmente convocado por Bolívar en 1824 con el propósito de unificar a los países latinoamericanos y caribeños para repeler los intentos de la corona española de reconquistar sus antiguas colonias, y para presentar un frente común ante las incipientes pretensiones expansionistas de EEUU.

Pedro Ortega Díaz fue uno de los promotores del «Día de la Unidad Latinoamericana y Caribeña»

Durante la conferencia, cada organización participante ofreció una ponencia; la del PCV fue presentada por Carolus Wimmer, secretario de Relaciones Internacionales del partido del Gallo Rojo, y versó sobre el legado integracionista del Libertador. La disertación del PCC estuvo a cargo el historiador Carlos Tuta, mientras que por el PCE tomó la palabra el poeta José Regato, miembro del Comité Central de esa

organización. El panel lo completó Moisés Carrasquilla, coordinador general del PPP. En general, los ponentes destacaron el valor de la anfictionía bolivariana para la lucha antiimperialista que libran hoy los pueblos de América Latina, y advirtieron acerca de las nuevas tentativas de los operadores políticos del «panamericanismo» al servicio del capital, para minar la unidad de nuestros pueblos.


|

Nº 3.018

|

INTERNACIONAL

JULIO de 2020

9

En diferendo territorial entre Venezuela y Guyana

PCV denuncia subordinación de Corte Internacional de Justicia a intereses imperialistas El Partido Comunista de Venezuela (PCV) denuncia que la irregular e intempestiva convocatoria de una «audiencia telemática» por parte de la Corte Internacional de Justicia (CIJ) para el 30 de junio, con el objetivo de abordar la situación del diferendo territorial del Esequibo, se corresponde con una acción subordinada a los intereses de los monopolios imperialistas, fundamentalmente del sector petrolero, que pujan por hacerse del control de las reservas de recursos minerales y estratégicos presentes en la región en disputa territorial. Estas acciones se enmarcan en la agudización de las agresiones imperialistas contra Venezuela, y pretenden establecer condiciones estratégicas para crear una cabeza de playa que sirva a los planes militares del imperialismo estadounidense en su propósito de fracturar la integridad territorial de la República Bolivariana de Venezuela y hacerse de los recursos existentes en la Faja Petrolífera del Orinoco y el Arco Minero, tal y como hicieron en Libia y Siria. Cabe destacar que el 17 de marzo de este año, justo cuando muchos países de la región iniciaban la cuarentena para contener la propagación de la Covid-19, la CIJ anunció la suspensión indefinida de audiencias y actividades procesales debido a la pandemia. Sin embargo, en una decisión sin precedentes, y de manera inconsulta e imprevista, convocó la referida audiencia a

pesar de no tratarse de una situación de urgencia o de imperiosa necesidad. A través de la CIJ, los monopolios imperialistas pretenden sacar provecho de la coyuntura de la pandemia mundial del coronavirus, y del escalamiento de las agresiones del imperialismo estadounidense y europeo contra Venezuela con el fin de obtener una sentencia de resolución del histórico diferendo territorial favorable a sus intereses económicos y en detrimento de los derechos soberanos de la República Bolivariana de Venezuela. Denunciamos que por medio de las acciones de la CIJ, los monopolios petroleros y entre ellos principalmente la Exxon Mobil, que aspiran a hacerse de las reservas petroleras en el territorio en disputa, buscan lograr sus objetivos bajo su tradicional estrategia aplicada a nivel mundial: estimular las diferencias entre pueblos hermanos con el fin de crear condiciones para enfrentamientos bélicos sobre la base de los nacionalismos chovinistas. El PCV denuncia el carácter ilegal de la audiencia convocada por la CIJ por ser una flagrante violación del derecho internacional y una grave amenaza a la paz regional. En este sentido, instamos a las autoridades de la República Bolivariana de Venezuela y de la República Cooperativa de Guyana a reanudar las negociaciones bilaterales en el marco del Acuerdo

de Ginebra de 1966, único instrumento internacional reconocido por ambas partes para regir la controversia territorial sobre la Guayana Esequiba. El PCV reafirma su posición histórica referente a la resolución del diferendo territorial entre Venezuela y Guyana. En primer lugar ratificamos nuestra firme oposición a la injerencia de potencias extrajeras y grupos económicos en la resolución de diferendos entre naciones soberanas; y en segundo lugar, abogamos por una solución enmarcada en el dialogo amistoso y la construcción de acuerdo de cooperación y mutuo beneficio que avance hacia la integración efectiva de nuestros pueblos hermanos, evitando por todos los medios posibles una guerra que sólo servirá a los intereses del gran capital transnacional con el apoyo de sectores chovinistas de cada lado de la frontera. A tales fines, instamos al presidente Nicolás Maduro a propiciar un amplio debate nacional que clarifique el estado actual de nuestra posición ante la CIJ, precise la composición del equipo legal que representa a la República, y cohesione al país en una salida pacífica, negociada y mutuamente beneficiosa para ambos pueblos. Buró Político del Comité Central del PCV Caracas, 26 de junio de 2020

De China con solidaridad internacionalista CARACAS.- Un lote de 33.000 mascarillas quirúrgicas donó el Partido Comunista de China (PCCh) al Partido Comunista de Venezuela (PCV), en el marco de las históricas relaciones de solidaridad y hermandad entre ambas organizaciones. La entrega del material de protección biomédica personal, ocurrida el pasado 10 de junio, demuestra además la acción internacionalista que está desplegando el PCCh en el combate a la pandemia de Covid-19, junto a las organizaciones comunistas, revolucionarias y obreras de todo el mundo. Esta donación se produce en momentos en que la epidemia mundial ha acelerado la crisis del capitalismo, ha desnudado la esencia inhumana y criminal del sistema, y ha expuesto la falsa efectividad tanto del llamado «Estado de bienestar» como de las políticas neoliberales, que han resultado incapaces de proteger adecuadamente a los pueblos ante la amenaza de la Covid-19.

EL PUEBLO ANTES QUE EL CAPITAL La donación de las mascarillas quirúrgicas del PCCh al PCV, que reafirma y fortalece la hermandad entre las dos organizaciones, evidencia en hechos concretos la aplicación conse-

cuente de los principios del internacionalismo proletario, la solidaridad y la cooperación, en momentos en que se intensifica el brutal e inhumano asedio multifacético del imperialismo estadounidense contra Venezuela, que empeora las condiciones de vida de nuestro pueblo, profundiza la crisis del capitalismo dependiente, y dificulta la contención y el combate a la pandemia en el país. Este gesto es una nueva muestra de la aplicación del principio «el pueblo es primero», de conformidad con los valores históricos de los partidos comunistas, ratificados una y otra vez a lo largo de estos meses de combate contra el virus SARS-Cov-2. Como hemos reportado en ediciones anteriores, decenas de organizaciones comunistas, revolucionarias y obreras de todo el mundo están tomando parte en diversas iniciativas que procuran fortalecer la coordinación de las fuerzas populares globales para continuar «luchando juntos contra el virus».


10 ECONOMÍA

JULIO de 2020

|

Nº 3.018

|

Agresiones externas y economía en Irán y Venezuela ANDRÉS VILLADIEGO. Especial para TP Economista

L

as relaciones entre la República Islámica de Irán y Venezuela han permitido desafiar el bloqueo impuesto por la administración de Trump, que ha afectado la industria petrolera y especialmente la producción de gasolina y de algunos componentes para su elaboración. El suministro por la nación islámica de 1,55 millones de barriles de gasolina y componentes, así como de repuestos para las refinerías y asistencia técnica, ha permitido superar, al menos temporalmente, la escasez crónica de combustible. A esto se suma el envío de productos alimenticios para ser vendidos en un establecimiento de capital iraní. Llama la atención que esta ayuda provenga precisamente de un país que ha sido sometido a múltiples agresiones, bloqueos, medidas coercitivas económicas y una guerra con Irak promovida y financiada por EEUU. A pesar de haber sido afectado gravemente por la hostilidad de potencias imperialistas, Irán no sólo ha resistido, sino que ha logrado un comportamiento económico en general favorable, como lo muestran sus indicadores. Una comparación de las tasas de crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB) de Irán y Venezuela, muestra que la nación islámica ha tenido un mejor desempeño que nuestro país, excepto en dos periodos excepcionales: durante la guerra contra Irak entre 1984 y 1988, y entre 2004 y 2008 cuando los altos precios del petróleo tuvieron un efecto positivo más pronunciado en el PIB venezolano. En años recientes, se observa claramente que las hostilidades han afectado a Irán mucho menos que a Venezuela, ya que mientras la economía venezolana acumula una contracción que supera el 60% desde 2013, la economía iraní ha tenido incluso crecimiento en 2014, 2016 y 2017.

INFLACIÓN, SALARIO Y DEUDA En cuanto al mercado interno, desde 1979, año en que triunfa la revolución islámica iraní y comienzan las hostilidades por las potencias occidentales, la mayor tasa de inflación anual en ese país ha sido de 45,7% en 1995, y el promedio interanual de inflación es de 19,5% a lo largo de cuatro de décadas. Tras la reimplantación de medidas coercitivas en 2018, la inflación en Irán ha tenido un repunte hasta 39,9% en 2019, tasa que, aunque elevada, no tiene comparación con la terrible hiperinflación que ha destruido el ingreso de los trabajadores venezolanos. De manera que, según datos oficiales, hoy el salario mínimo real en Irán equivale a cerca de 200 dólares (USD) al mes, mientras que en Venezuela apenas llega a 2 USD.

Pero quizás el indicador más sorprendente se obtiene al revisar las cuentas externas de Irán. Su deuda externa apenas sobrepasa los 10 millardos de USD, una cifra insignificante tomando en cuenta el tamaño de la economía de esa nación. Venezuela, con una economía casi seis veces menor, acumula una deuda externa consolidada que sobrepasa los 150 millardos de USD. Durante más de 40 años, Irán ha demostrado que las agresiones externas no son un impedimento para gestionar adecuadamente la economía; por el contrario, son un aliciente para lograr mayor eficiencia en la ejecución de la política económica y en la administración de los recursos e ingresos provenientes de la exportación de hidrocarburos.

El capitalismo es inestable, con y sin virus TRIBUNA POPULAR.- Concluida la primera mitad del año, comienza a hacerse realidad lo que todos los observadores de la economía mundial temían desde hace ya muchas semanas: la entrada oficial en recesión de la gran mayoría de los países del mundo. Según el criterio más generalizado entre los estudiosos y las autoridades económicas tanto nacionales como de los organismos internacionales, se considera que un país ha entrado en recesión cuando su indicador de variación del producto interno bruto (PIB) arroja resultados negativos en dos trimestres consecutivos. Pues bien, el primer trimestre de 2020, marcado en buena parte del planeta por el inicio de la pandemia de Covid-19, cerró en país tras país con caídas bastante abruptas del PIB. Véanse como ejemplos los casos siguientes: -5,0% en EEUU, -1,5% en Brasil, -5,6% en Argentina, -2,1% en Canadá, -5,3% en Francia e Italia, -5,2% en España, -2,2% en Alemania, -2,0% en el Reino Unido, -5,0% en Rusia, y un gigantesco -7,0% en China. Considerada en conjunto, la economía mundial se contrajo al menos en -5,0% en ese primer trimestre del año, en buena medida como efecto de la paralización casi completa de actividades durante muchas semanas consecutivas, a

consecuencia de las medidas de cuarentena impuestas por las autoridades nacionales en numerosos países. Y ahora, concluido hace unos días el segundo trimestre del año, comienzan a ser publicados los datos correspondientes, que van resultando ser todavía peores en casi todo el mundo. Así, con la confirmación de que ya han sufrido al menos dos trimestres de contracción económica, los países van declarando uno tras otro su entrada en recesión. Con la notable excepción de China, que ha tenido una recuperación económica formidable desde que logró controlar la expansión de la epidemia a mediados de abril y ha evitado por lo tanto la recesión, prácticamente todos los países del mundo han mostrado hasta el cierre de junio un comportamiento económico peor o mucho peor que el que habían exhibido hasta fines de marzo. LOS CICLOS DEL CAPITALISMO Ahora bien, aunque es indiscutible que la pandemia y las medidas gubernamentales para controlarla han tenido un impacto enorme en la actividad económica, no debemos perder de vista que, muchos meses antes de que se identificara el primer caso de Covid-19 en el mundo, ya se había comenzado a desacelerar la econo-

mía y, como reportamos en estas mismas páginas desde agosto del año pasado (ver TP N° 3.008), había señales crecientes de que podía estar avecinándose una recesión global. De manera que no podemos dejarnos engañar: la profunda crisis económica mundial que apenas está comenzando, y cuyos efectos podrían durar años, no es simplemente resultado de una circunstancia epidemiológica imprevista y desafortunada: es también, o mejor dicho, es principalmente una nueva manifestación de la inestabilidad intrínseca del capitalismo, periódicamente sacudido por el vaivén de sus ciclos característicos. En efecto, la entrada oficial en recesión del mundo, indica el fin de la fase de expansión del ciclo económico que comenzó en el segundo trimestre de 2009, y el inicio de su fase de contracción y crisis. Queda así confirmado una vez más que el modo de producción capitalista, por su propia naturaleza, es incapaz de garantizar a largo plazo la estabilidad y la prosperidad que requieren los pueblos del mundo para alcanzar el bienestar duradero. Ahora más que nunca, se hace necesario reorganizar la economía global sobre otras bases, a partir de la apropiación social del capital y su administración según una planificación científica y racional.


|

Nº 3.018

|

ESTUDIAR Y LUCHAR 11

JULIO de 2020

Homenaje militante a Marx, Engels y Lenin

Ofensiva ideológica para potenciar la acción política del PCV Comisión Nacional de Ideología

E

l Comité Central del Partido Comunista de Venezuela (PCV) ha ratificado la línea de ofensiva ideológica, política, organizativa, de masas y amplio despliegue internacional. En tal sentido, cabe preguntar ¿qué significa impulsar nuestra Línea Política en condiciones de ofensiva? Este condicionante plantea el desafío orgánico de concebir todos los esfuerzos colectivos para su cumplimiento en cada plano donde actúa nuestro destacamento revolucionario, siendo lo ideológico factor esencial de nuestro trabajo político, organizativo y de masas. Ofensiva es movimiento hacia adelante; es ir al encuentro de nuestro oponente; es organizar nuestras capacidades para emplearlas eficazmente contra un enemigo que cuenta con mayores recursos materiales. Es también preservar nuestras propias fuerzas; conquistar nuevos espacios; ampliar nuestra influencia política y de masas; es tener optimismo y confianza en lo que hacemos. Ofensiva es alcanzar niveles más elevados de organización; es estimular planificadamente la iniciativa de nuestros organismos y activo militante; es ampliar con audacia nuestras relaciones políticas en la arena internacional bajo el principio comunista del internacionalismo proletario y la solidaridad entre los pueblos que luchan por objetivos comunes y contra un mismo enemigo. Ofensiva es, en síntesis, lograr que todos «empujemos la carreta» al mismo tiempo y en la misma dirección; y esto sólo podemos lograrlo plenamente si ejecutamos integralmente la Línea Política que hemos acordado colectiva-

mente, aplicando consecuentemente los principios leninistas de organización que rigen nuestra vida interna. OFENSIVA EN CONDICIONES ESPECIALES Un aspecto clave de este asunto es comprender adecuadamente las complejas condiciones en las que impulsamos el trabajo político, agravadas hoy por la pandemia de Covid-19, las medidas de contención y control que al respecto mantiene el Gobierno nacional, y la grave crisis del capitalismo. Pese a ello, los comunistas mantenemos nuestra acción revolucionaria, y en este plano se inscribe la iniciativa ideológica denominada «Homenaje Militante»: una selección diaria de volantes digitales con fragmentos de la obra de Marx, Engels y Lenin, acompañados con un mensaje para su difusión y uso en el estudio crítico de la realidad concreta. La distribución de estos volantes se hace a través de mensajería instantánea y redes sociales, espacios donde cada militante debe actuar sobre la base de la planificación que haga su organismo para así promover el trabajo ideológico del PCV y la Juventud Comunista de Venezuela (JCV). Las series de volantes son agrupadas bajo un tema general y enviadas con una pregunta para la reflexión individual y el debate colectivo en las células. Cada comunista debe aprovechar al máximo este tiempo de confinamiento para pertrecharse ideológicamente para la ofensiva de clase en la disputa por el poder político, particularmente hoy cuando el imperialismo y los sectores entreguistas en la dirección del proceso político venezolano pretenden negociar las riquezas y conquistas que pertenecen al pueblo en favor del capital y en detrimento de las grandes mayorías.

Encuesta sobre la educación virtual PRENSA JCV.- Con la finalidad de recabar información sobre el impacto del confinamiento en la vida social y familiar de la clase trabajadora, el Partido Comunista de Venezuela (PCV) y la Juventud Comunista de Venezuela (JCV) realizaron un despliegue nacional en todas sus estructuras regionales para la aplicación de una encuesta. Esta investigación hizo énfasis en la actual modalidad de educación no presencial (virtual) establecida por el Gobierno nacional ante la situación de la pandemia de Covid-19, así como su incidencia en las condiciones materiales y de vida del pueblo trabajador venezolano. Los datos e información suministrados por las personas encuestadas serán procesados y analizados, y servirán de insumo para establecer tareas, acciones y propuestas dirigidas al pueblo trabajador de la ciudad y el campo así como a los organismos del Estado. La encuesta proporcionará una visión general acerca de la situación de los trabajadores venezolanos, quienes, aparte de vivir un confinamiento obligatorio por la epidemia, han visto trastocada su cotidianidad, pues en muchos casos no sólo deben seguir atendiendo sus labores productivas, especialmente en el trabajo informal y del campo, sino que también deben asumir la responsabilidad de atender la edu-

jovenguardia1947@gmail.com

#Amazonas: DETERIORO DE VIDA DE LA JUVENTUD

V

ienen empeorando las ya deficientes condiciones de vida para los hijos de la clase trabajadora en Amazonas, situación que tiene entre sus principales causales la deficiente distribución de combustibles en la región. La escasez de gasolina y gasoil, a su vez, contribuye al desmesurado aumento en los precios de los productos de la canasta básica. Múltiples sectores de la sociedad amazonense vienen denunciando el surgimiento de redes de contrabando de combustibles, propiciando su desvío hacia Colombia y zonas mineras, lo que empeora los de por sí deficientes servicios públicos en la región.

#Aragua: PROBLEMAS DE TELECOMUNICACIONES

E

l daño a la calidad de vida de las y los venezolanos crece día a día, y esta situación generalizada tiene impacto especial en la juventud. Un ejemplo es el acceso a los servicios de telefonía e internet, que ya son prácticamente inexistentes en amplias zonas de la ciudad de Maracay, lo que dificulta la vida de toda la población e impide a la juventud incluso el ejercicio del derecho a la educación. Las líneas telefónicas están interrumpidas desde hace años en muchos barrios de esta capital aragüeña, los cables de telefonía e internet han sido robados y no son repuestos, en los lugares en que todavía hay acceso a internet la señal es intermitente y de mala calidad, y los servicios de atención al cliente de la Compañía Anónima Nacional de Teléfonos de Venezuela (Cantv) no responden a los reclamos y reportes de averías. Por si fuera poco, hay empleados de esa compañía que, por un pago en dólares, ofrecen de manera irregular los servicios de reparación que la propia compañía debería prestar.

#Guárico: COLAPSO DE SERVICIOS PÚBLICOS

H cación de los niños, niñas y adolescentes de la familia. Tanto las y los miembros de la dirección nacional de la JCV como los de los organismos regionales, cumpliendo con todos los protocolos de prevención, lograron aplicar el instrumento de acuerdo con las cuotas asignadas a cada región. Fueron encuestadas en total 1.200 personas entre el 16 y el 30 de junio, 70% de las cuales son militantes de la organización y el 30% restante son amigos y docentes. Los resultados fueron consignados a la dirección del PCV, la cual procesará los datos y establecerá las tareas y propuestas que resulten de su análisis.

ay comunidades que no han recibido suministro directo de agua por tubería desde hace unos 15 años, y algunas de éstas deben esperar hasta dos meses para recibir el líquido por medio de camiones cisterna. En muchos casos, la comunidad tiene que recurrir a la perforación de pozos y a la compra de cisternas, con un costo cada vez más elevado. Las y los jóvenes tienen que hacer diariamente grandes recorridos para proveerse de agua y llevarla a sus hogares. También el servicio eléctrico es deficiente en todo el territorio guariqueño, con frecuentes apagones e inestabilidades en el flujo. Esto afecta a toda la población, pero especialmente a las y los estudiantes a quienes se les dificulta cumplir con las clases no presenciales o virtuales, por no contar con electricidad. El derecho a la educación universal de calidad está en grave peligro.


JULIO de 2020 Año LXXIII

|

Nº 3.018

www .issuu.com / Tribuna_Popular

COMBATE PROLETARIO

Los trabajadores venezolanos durante la pandemia (y II) PEDRO EUSSE. Especial para TP Coordinador general de la Corriente Clasista de Trabajadores «Cruz Villegas» / FNLCT

S

alarios, pensiones y prestaciones sociales fueron pulverizados como resultado de la combinación letal de reconversión monetaria (2018), política salarial regresiva e hiperinflación sin frenos. El más reciente ingreso mínimo nacional fijado por el Gobierno, con salario mínimo de 400.000 bolívares mensuales más bono alimentario de igual monto, en realidad es una absoluta reducción del salario. Comparemos: el salario mínimo decretado después de agosto de 2018 fue equivalente a 30 dólares mensuales; el establecido a mediados de 2019 ya apenas era equivalente a 5 dólares; y el de ahora, decretado en mayo, no llegaba a 3 dólares para el momento de comenzarlo a cobrar, lo que sobre todo afecta a los pensionados que no perciben el bono de alimentación, sino sólo lo correspondiente al salario. Mientras tanto, el Ejecutivo nacional reincidió en la política de precios acordados para complacer a los capitalistas, haciendo «ajustes» calculados en dólares para que haya una escala móvil de precios. Con estructuras de costos estimadas en divisas para los patronos, incluso el precio de la fuerza de trabajo (aunque ésta es pagada en bolívares devaluados), casi absolutamente todo lo que se compra está tasado en dólares. Tenemos una economía doméstica dominada por el signo monetario estadounidense.

POLÍTICA SALARIAL Y CUARENTENA La política salarial, concebida para reducir costos favoreciendo las ganancias del capital, quedó definida en los lineamientos e instructivos, respectivamente, del Ministerio del Trabajo y del Ministro de Planificación, dictados en el 2018 para eliminar unilateralmente las conquistas salariales logradas mediante convenciones colectivas y aplanar hacia abajo la escala de salarios, violentando los principios de intangibilidad, progresividad e irrenunciabilidad de los derechos laborales. A ello se suma la paralización de las discusiones de convenciones colectivas, lo que cerró la posibilidad de mejorar salarios y demás beneficios a través de acuerdos obreros-patronales, con base en lo dispuesto en la Ley Orgánica del Trabajo, los Trabajadores y las Trabajadoras (Lottt).

El personal al servicio de la administración pública y de las empresas estatales, en general, es el más perjudicado. Salvo excepciones, los trabajadores del Estado no perciben ingresos calculados en divisas, mientras que los patronos de distintas empresas privadas, para evitar la fuga de fuerza de trabajo, hacen pagos en dólares o en bolívares calculados a la tasa de cambio del día. Esto produce una desigualdad que lesiona material y moralmente al personal que labora para el Estado y sus empresas. Un ejemplo claro: la diferencia entre las remuneraciones de quienes trabajan para Petróleos de Venezuela S.A. (Pdvsa) y quienes laboran en las petroleras privadas. En cuarentena se reducen además los ingresos de las familias trabajadoras, porque muchos asalariados no tienen posibilidad de continuar realizando labores extras (formales o informales), indispensables para completar el sustento. Los suministros de los Comités Locales de Abastecimiento y Producción (CLAP) y los bonos del «carnet de la patria» son casi la única fuente de alimentación para la mayor parte del pueblo trabajador; sin embargo, las cajas CLAP llegan de manera irregular a distintas comunidades y no contienen proteínas, frutas ni hortalizas. Es decir, que pudiera crearse un cuadro masivo de subnutrición y malnutrición, y por tanto de debilitamiento de los sistemas inmunes en buena parte de la población, lo que podría aumentar su vulnerabilidad ante la amenaza del virus.

Profile for Tribuna Popular

Tribuna Popular Nº 3.018  

Tribuna Popular Nº 3.018  

Advertisement

Recommendations could not be loaded

Recommendations could not be loaded

Recommendations could not be loaded

Recommendations could not be loaded