Page 1

El Coyote y el Tlacuache Hace muchos, muchos años, la historia cuenta que un día el Coyote se presentó delante de Dios para pedirle que le diera permiso para comerse a los hombres. Dios le dijo: -

In Coyotl huan in Tlacuatl Yeh’ huecan, o’moh itoahya in tonal cuak in

Coyotl

o’kon mo teh ixpanti in to Teotahtzin pampa o’kon itlahniliskia kin cuaz ni pilhuantzitzin. To Teotahtzin o’kili:

De acuerdo, pero primero tienes que ayunar. Si

-

logras ayunar durante el día de hoy, podrás comerte

Kema, ye axto ti mo zahuaz. Tla ti mo zahua nochi nin tonal kuali ti kin cuaz in no pilhuan.

a mis hijos. El Coyote se fue muy contento con la idea de ayunar durante el día, pero no sabía que mientras tanto Dios había llamado al Tlacuache para evitar que realizara su hazaña. Le dijo:

In Coyotl o’paktah maktaya mo zahuaz nochi in tonal, in yeh amo o’ki matia in to Teotahtzin yok on tzatzili’ka in Tlacuatl pampa ki chihuas tlen zazo huan ikon in Coyotl amo o’mo zahuazkia. O’kili:  

El coyote y el tlacuache  

Cuento bilingüe castellano-náhuatl

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you