Issuu on Google+

05

18+

Mateo LiĂŠbana: sus cuadros y sus edificios


Contenido

05

Desde personajes callejeros hasta la galería privada de Elton John (pág.62)

Foto: JoC Escudero Ropa: Levi’s Zapatillas: Puma

05 5


07

Contenido

20

50

24

56

Frenemies MeloMan

32

Guía para sobrevivir una semana

38

En construcción

La chica de las flores Sin Silenciador: Los chismes

72

Cómo hacer una película peruana

92

Quién gana: ¿chifa o sushi?

Foto: Renzo Giraldo Polo: Wolf

07 7


JoC Escudero Editor General / Rafael Urbina Fletcher Director de Contenido / Juan Francisco Melgar Director de Imagen / Antonella Román Rocca Jefa de Moda / Cayo Navarro Jefe de Arte / Fiorella da Ponte Productora General / José Andrés Maratuech Ejecutivo Comercial / Daniel Ángeles Asistente de Arte / Renzo Hartog Asistente General / Vilma Ramos Contabilidad / Shirley Caballero Administración / Ximena Basadre Correctora / Sr. Gregorio Limpieza ventas@revistagaleria.pe - Publicado por Publicaciones Espec S.A. Av. José Pardo 138 Piso 8, Miraflores, Lima 18, Perú. Depósito Legal: 2011-05257 (51-1) 650-3473 Impreso en QuadGraphics Peru S.A. www.revistagaleria.pe 08

Foto Carátula: JoC Escudero


10

Colaboradores

Mariana Lefevre - Maquilladora Es maquilladora y estilista desde siempre, pero profesional hace cinco años. Pasó por administración, arquitectura y hasta una maestría en marketing para darse cuenta que lo suyo era el hair and make-up (terca, la chica). Sus conocimientos como estilista y maquilladora los obtuvo en Buenos Aires. Fuera de amar lo que hace, ama a su familia, ser mamá y cocinar.

Jesús Alzamora - Redactor Conductor de Polizontes y Acceso Restringido por Plustv. Abogado de profesión pero mago, actor y escritor por vocación. (Novela Carne de Presidio, 2009. Editada por Estruendomudo).

Eduardo Villanueva - Redactor

Luis Enrique Tirado - Tatuador Desde pequeño me di cuenta que el arte era lo mío. Me gustaba la onda artística urbana y empecé haciendo mi propio arte en las paredes. Decidí tomar cursos en Bellas Artes (1999) y desde hace nueve años empecé a tatuar. Hoy soy tatuador, pinto y hago graffiti. 

Ñaña León - Diseñadora Gráfica

Larvoratorio - Ilustradores

Nací Alexandra, pero con el tiempo Ñaña se apoderó de mí. Soy diseñadora gráfica y amo serlo. Si me pusiera a enlistar las cosas que me gustan llenaría la página. Un petit peu: música, colores, dibujos, películas, fotos, viajes, diseño, lentes, libros, orcas, aceitunas, sirenas, Diana y Beck.

Somos Qenqo y Gundo. Nos gusta Nirvana y dibujar, pero no coincidimos en el equipo de fútbol. Gundo cree que toca guitarra, Qenqo golpea la batería. Al ilustrar utilizamos herramientas que no siempre conocemos, aunque siempre nos resulta satisfactoria la experiencia (hasta que nos damos cuenta que nos equivocamos en serio y ahí ya no lo es tanto). Decidimos muchas cosas a la moneda ya que no siempre estamos de acuerdo y desde el 2007 iniciamos nuestras primeras ilustraciones. Larvoratorio es Qenqo y Gundo, ilustradores y músicos frustrados. larvoratorio.tumblr.com

10

Estudia en la Universidad Católica hace 10 años sin un fin específico. Le gusta dormir, leer y escribir. Es el orgulloso padre de un erizo de tierra y baila pachanga. Ha hecho grandes proezas y estupideces en su interminable búsqueda de la felicidad. Sent from my iPod.


Carta del editor A veces uno no tiene ganas de escribir. El invierno está horroroso. Me gustaría no estar soltero. Odio comer comida chatarra tantas veces por semana. Detesto fumar y siento inevitable seguir haciéndolo. A pesar de todo esto, y sin querer sonar como Mr. Fire, el de El secreto, la vida es más simple de lo que uno cree cuando entendemos que está hecha de retos que, al igual que el cubo de Rubik, pueden ser difíciles pero no imposibles de descifrar. Hagamos una cosa, queridos lectores. Empecemos hoy, ustedes y yo, a arreglar todas esas cosas con las que estamos descontentos, por las cuales nos hacemos un mundo y en realidad la situación no es tan complicada. Yo, por ejemplo, voy a dejar de fumar porque cualquier excusa para no hacerlo es una cojudez. Voy a empezar a traer lonchera. ‘La Mama’ es la señora que trabaja hace más de 27 años en mi casa, la quiero de aquí al infinito y le estaré eternamente agradecido por esto. Además, cocina delicioso, así que el estúpido soy yo por decidir no traer lonchera en primer lugar. Voy a empezar a hacer deporte y a la vez relajarme un poco; creo que el yoga suena, mientras escribo esto, como la solución perfecta. El invierno ya se acaba y no podemos permitir que sus colores grises y cochinos se reflejen en nosotros. Así que asumamos esto como un reto, tanto ustedes con sus problemas como yo con los míos, y empecemos a solucionarlos. Al mal tiempo, buenos colores.

11


La Calle María José Estudia en: Le Cordon Bleu. Va a: Almorzar.

Diego, Renzo y Ezio Van a: Almorzar. Están escuchando: Foo Fighters y Foster The People.

Tony Es: Arquitecto. Va a: Comer ceviche.

Anabella Es: Diseñadora de modas. Diseñador Favorito: McQueen, pero ya no está más.

13


Querida Esta sección tiene como objetivo que ustedes, queridos lectores, puedan escribirnos y brindarnos sus comentarios, sugerencias y quejas, de modo que nosotros podamos ver la mejor forma de responderles. No importa si tienen algo bueno o malo que decir, probablemente igual les respondamos. Nos reservamos el derecho de edición. Es decir, si escribes un papiro de diez caras, vamos a tener que recortarlo para poder diagramarlo en la revista. La brevedad es una virtud cuando se une a la claridad.

Ilustrados

Consejero

DNI

Querida Galería: No entiendo por qué la gente está tan desesperada por figurar en todos lados. Antes a uno le bastaba con ser bueno en lo que hacía y todos eran felices. Ahora tienes a mucha gente que quiere dársela de persona ilustrada, de músico, fotógrafo, curador, empresario, blogger (como si fuera difícil), juerguerazo y que además tiene un trabajo dependiente/regular al mismo tiempo. ¿Algunas palabras para aquellos que quieren abarcar todo y creen que están por encima del resto?

Querida Galería: Me gustaría felicitarlos en general por toda la revista. Me parece que el trabajo que hacen con cada artículo, foto y sección es excelente. Es una revista que me permite entretenerme sin sentir que estoy perdiendo mi tiempo leyendo tonterías. Pero quería especialmente aplaudir su sección de la guía. No solo me parece bastante divertida sino que dentro de toda la broma, siempre encuentro mucha verdad en sus consejos. Creo que es genial eso de manejar un tono burlón sin perder coherencia en las ideas. Mucha suerte y sigan sorprendiéndonos.

Querida Galería: Creo que tu próxima carta abierta debería ser a la gente espantuda de todos los organismos del Estado que te pide una fotocopia del DNI hasta para ir al baño. El otro día fui a sacar mi clave SOL a SUNAT y lo primero que me dijeron fue: “¿tiene fotocopia de su DNI?”. Obvio, porque yo cargo una copia de mi DNI a donde voy. “No”, le dije, y me respondió “bueno, aquí al costado sacan copias”. Los peores. Luego fui a Serpost para mandar un paquete a un amigo en Nueva York y otra vez: “copia de su DNI”. ¿En serio? ¡Es el correo! ¿Dónde se ha visto que necesites fotocopia de tu DNI para enviar un correo? ¿Mi visa al país de destino no quieren también? ¿Una foto con mi amigo? Y ni hablar del Banco de la Nación con su “original y copia”. La verdad, si tanto quieren una copia de mi DNI, ¡que la saquen ellos!

Ítalo Querido Ítalo: Has tocado un tema que, lamentablemente, resulta recurrente en nuestra sociedad: la posería. Por un lado, existe una corriente actual que resalta mucho la individualidad y la originalidad de los sujetos, una búsqueda por hacer cosas nuevas y encontrar algo distinto que los identifique. El mundo se mueve tan rápido y la gente tiene acceso a tanta información que todos intentan ser todo. No necesariamente porque quieran, pero porque pueden. Sin embargo, el problema no es dicha incursión en las diferentes áreas, sino el show que sobreviene al hacerlo. Adoptan una fachita, van a ciertos lugares que consideran cool y alardean incesantemente de lo que hacen. Lo único que podríamos decirles, honestamente, es que el talento eventualmente sale a flote, por ende, si lo que tienen no es más que palabrería, los veremos adoptando sus fachitas en el fondo del mar.

Alfredo Querido Alfredo: Nos da mucho gusto que disfrutes nuestras guías. En realidad creemos necesario brindar pequeñas y sencillas recomendaciones que al menos dejen algún detalle en la mente de nuestros lectores. No queremos, ni pretendemos, dedicarnos a la autoayuda, pero nunca es un mal momento para que te den una buena idea. Te prometemos que si nos sigues leyendo, te seguiremos sorprendiendo.

Escríbenos a queridagaleria@revistagaleria.pe 14

Atentamente, LC Querido LC: ¿Qué te podemos decir? El Perú es el país de la burocracia; las facturas y formularios son como pornografía para ciertos trabajadores públicos. Los encuentran excitantes y terminan siendo la razón que ilumina sus días. Sobre la carta abierta, no nos parece una mala idea. Definitivamente hay carne para desmenuzar. Si la ves en una de nuestras próximas ediciones, te aseguramos que tendrás tu propia dedicación en la nota.

14


ReTuits (sic)

@estilozas He descubierto que tengo el mismo tonito insufrible de voz de los hermanos Fefer :(

@soyunamarmota Si no hay una persona loca en tu familia, entonces eres tú.

@qosqoholic El chiste de hacer check in en foursquare en cada lugar al que entras es... sacar pica? que te encuentren? que te secuestren? spamear?

@iFrasesGeniales Escribí “mierda” en mi iPhone y me lo autocorrigió a “REGGAETON”.

@burritosound Si no puedes convencerlos, confúndelos.

@_chatubela Clientes que creen que voy al baño y me sale un logo.

@unhijodeputa Acabo de ver a una gorda entrar al McDonald’s lista para celebrar el día del orgasmo femenino.

@elbebesincler Facebook debería agregar el botón de Me Asusta

15


16

Para ver las direcciones consulta El Directorio en la pág. XX

Box: The Evolution Of Character Design Mediática

Boca Roja Elsa Pacheco Dédalo

The Astoria London Live DVD Radiohead Two Music - C.C. Larcomar

Mesa de noche Galería Delbarrio

Hombre de la calle Galería Delbarrio

Pin Mediática

Candelabro vintage Elfer Castro

Abridor de Botellas Diabolix Alessi Bloom - C.C. Larcomar

León de madera Franklin Alvares Dédalo

16


La Compra

Portahuevo Manguauovo Alessi Bloom - C.C. Larcomar

Revistero Lucía Riquetz Dédalo

Wallpaper City Guide: La Habana y Tokio Mediática

Coca Cola en lata Tiendas Listo

Escultura Romy Alhalel Dédalo

Silla Galería Delbarrio

Podríamos afirmar que, junto con Batman, Superman es el superhéroe más popular del planeta. Conocido, admirado y con una facha que, por primera vez, se han atrevido a renovar en la última producción a estrenarse el próximo año (puesto que ese calzoncillo sobre licra era un horror). Incluso afirmaríamos que se le reconoce como el epítome perfecto del superhombre americano (así sea extraterrestre). Su logo ha logrado convertirse en uno de los íconos más reconocibles que existen, al verlo ya no solo captamos la idea de Superman como un superhéroe, sino que ahora percibimos su presencia como generador de un “supertodo”; cualquier elemento que lo posea es automáticamente un “superalgo”. Quizá es por esto que su vigencia no se ha visto interrumpida a través de los años. Cuando nos compramos una prenda o accesorio con la “S” en medio de ese diamante rojo con amarillo (ya sea un polo, una taza, un reloj o un llavero), no es porque necesariamente seamos fans acérrimos del cómic, sino simplemente porque a veces nos gusta tener cosas que nos hagan sentir súper. SUPERMAN y todos los elementos relacionados son propiedad de DC Comics. TM & © 2011

17


suscripciones@revistagaleria.pe


La Lista

10 cosas que una mujer debería hacer sola Carolina Cano Carolina Cano tiene 26 años, trabaja como actriz y productora. Fue parte del elenco de la reciente obra de teatro La chica del Maxim, como también de varios proyectos anteriores en teatro y televisión. Actualmente acaba de terminar las grabaciones de Ana Cristina, telenovela en donde desempeña el papel de la villana. Tanto por su edad como por su personalidad, nos pareció la indicada para brindarnos su propia lista de cosas que una chica debería hacer por sí misma sin necesidad de esperar a nada ni a nadie.

1 2 3 4 5 6 7 8 9 10

Ir al baño, en cualquier reunión o fiesta. Tomarse un trago. Ir al cine. Matar a un insecto (sin gritar). Comprar condones. Comprar un vestido. Lavar un calzón. Caerle a un chico. Pagar la cuenta. Vivir sola.

Foto: JoC Escudero

19


20


C

uando seleccionamos finalmente este tema como artículo, consideré necesario realizar una pequeña investigación al respecto. En dicha indagación, confirmé que no existe una palabra en el idioma castellano para definir esta situación. Supuse que, en teoría, la palabra tampoco debería de existir en el idioma inglés, aunque me di con la sorpresa de que en el año 2010 había sido incluida en el Oxford Dictionary. Tal publicación la ha registrado con el siguiente significado: “persona con quien uno es amistoso  a pesar de la  aversión  o rivalidad que mantenemos”. Esta definición podría pecar de imprecisa, ya que si bien describe en líneas generales al problema, deja muchas variables fuera, que debido a la naturaleza del contexto nos deja queriendo esclarecer las cosas. Muchos ensayos mencionan que el principal ambiente generador de frenemies es el trabajo. El entorno competitivo y la necesidad de demostrar comparativamente su eficiencia, hace de los compañeros de trabajo presa fácil de esta dicotomía emocional. Por un lado queremos llevarnos bien y demostrar que no hay roches ni serruchos entre los participantes, pero por otro tenemos claro que para ser el mejor, todos deben ser peores que nosotros. Estudiosos del tema (sí, alguien estudia el tema) nos dicen que todos tenemos en nuestras vidas cierta cantidad de frenemies y que, además, no son pocos. Un estudio realizado por psicólogos de la Universidad de Utah señala que aproximadamente el 50% de las redes sociales de una persona están conformadas por esta especie de lazos “ambivalentes”, que pueden ser familiares, laborales e incluso amistades que hemos mantenido durante años. Podría uno pensar entonces que nos hemos malacostumbrado a estos falsos amigos, que si bien los detectamos, estamos conscientes de que tenemos que permitir cierta cercanía para mantenernos al margen, tanto de su franela como de su cuchillo.

AMIGOS Y RIVALES Televisa, baluarte del drama, produjo una novela en el año 2001 llamada Amigas y rivales. Si bien la novela no salía de las fronteras de un melodrama juvenil mexicano, nos contaba una historia sobre frenemies. Las protagonistas, que finalmente se hacen amigas y se casan con sus respectivos galanes (mencioné que era mexicana, ¿verdad?), pasan a lo largo de la trama por situaciones que requieren de mutuo apoyo y destrucción. Sin embargo, las cosas no son tan simples como parecen. Como en todo lo que respecta a las relaciones humanas, hay demasiadas emociones y sentimientos en juego que hacen de cada caso algo subjetivo y particular. Es por eso que podríamos decir que no existe solo un tipo de frenemy, hay algunas variaciones dependiendo de cómo lo veamos.

21


De acuerdo a Wikipedia, un frenemy puede ser de dos tipos: (i) un enemigo que se disfraza de amigo, o (ii) un compañero que simultáneamente es un rival o nuestra competencia. En la primera categoría entran aquellas personas que no necesariamente nos suelen caer muy bien, pero su cercanía con nuestros verdaderos amigos los convierten en una ineludible piedra en nuestro zapato. El segundo caso se manifiesta en un ambiente de competencia, ya sea académico o laboral. Alguien que quiere superar nuestros méritos y hará todo lo posible por conseguirlo. Es importante reconocer en el frenemy a un adversario. No porque sea entretenida la discordia, sino porque apenas dicho individuo nos reconoce como tales, nos colocamos automáticamente bajo su permanente escrutinio y recelo. No lo demostrará, como su naturaleza establece, pero estará listo para disparar cuanta opinión pueda sobre nosotros cada vez que encuentre terreno fértil en algún incauto.

DETECTOR DE MENTIRAS Estamos convencidos de que es imposible no cruzar eventualmente nuestros caminos con esta clase de sujeto. Sin embargo, lo que nos debería interesar saber es cómo detectar un frenemy. ¿Cómo podemos estar seguros de que alguien realmente lo sea? ¿Cómo hacemos para saber que no  todo está en nuestra cabeza? ¿Esta persona  realmente está haciendo  todas las  cosas que uno piensa que está haciendo? ¿Es realmente la tremenda perra o aquel hijo de puta que me he hecho la idea que es? Quizá en realidad no sea tan terrible. ¿O sí? Para dejarlos relativamente tranquilos, les presentamos algunos lineamientos generales para poder identificar a un frenemy, al menos en la mayoría de casos: 1. Mentiroso. Estos sujetos tejen una constante red de mentiras. Nos van a hacer creer que siempre quieren lo mejor para nosotros, cuando en realidad solo buscan lo mejor para ellos. Los más hábiles serán más complicados de descubrir, pero por lo general vamos a lograr cogerles un par de mentirillas. Quizá una sola no suena a razón suficiente para encararlo, pero confíen en mí cuando les digo que se irán acumulando. 2. Existe una constante competencia de su parte. Dependiendo de cómo hayamos conocido a esta persona y las razones por las que se haya vuelto nuestro frenemy, su espíritu competitivo saldrá a relucir en diferentes momentos. Ya sea en el trabajo o incluso con algún amigo en común, haciendo todo lo posible por ganar la preferencia de este. La competencia puede ser tan intensa que buscará pequeñas formas para desacreditarnos frente al resto de conocidos, pero sin utilizar antagonismo abierto para lograr el propósito.

22


3. Siempre estará ahí si es que necesita algo. Una característica clave de los frenemies es que son convenidos. Si tenemos algo que necesiten o realmente quieran, su lado de amigo saldrá a flote y lo solicitarán de la manera más amistosa posible. Si es que finalmente se lo damos, cuidado con esperar algo a cambio. No queremos que se sorprendan cuando no les contesten el teléfono, el mail, o ese mensajito de Facebook que tan éticamente le enviaste. 4. Puede insultarte y halagarte a la vez. Esta es una muy extraña habilidad con la que suelen contar estos sujetos. Para que se hagan una idea, suelen ser comentarios de este tipo: “Oye, ¡qué bien te queda eso! Mucho mejor que lo que te pones normalmente”. La sonrisa puede no desaparecer de sus caras mientras hablan, pero el dardo ya se lanzó dejando al aire sus intenciones. Para concluir, vamos a ser honestos: la gente nos va a caer mal. Nadie supone que nos llevaremos excelente con todos los habitantes del planeta ya que diferencias van a haber y es inevitable. No obstante, tenemos que entender que la inexistencia de la palabra frenemy en español no significa que no tenemos razones para hacer uso de esta. Estos personajes van a aparecer, van a interferir con nuestros planes e incluso con nuestras relaciones. Lo fundamental no es identificar el problema, sino decidir qué actitudes serán las que adoptaremos para enfrentar la situación. No es necesario sospechar de todo el mundo o vivir a la defensiva, pero es importante tener el ojo bien abierto cuando entablamos nuevas amistades. Tergiverso las palabras del guerrero chino Sun Tzu para darles un último consejo: ten a tus amigos cerca y a tus enemigos en limited profile.

23


‘Short Skirt and Long Jacket’ - Cake Jean: Kosiuko 24


mel

man Fotos: JoC Escudero Styling: Antonella Rom谩n Producci贸n: Fiorella da Ponte Letras: Luis Enrique Tirado Modelo: Alonso Yabar

25


26


‘Don’t Cry’ - Guns & Roses Jean: Kosiuko

27


‘Time’ - Pink Floyd Jean: Kosiuko 28


‘Ghost Song’ - The Doors Jean: Kosiuko

29


‘King of Pain’ The Police Pantalón: Ona Saez

30


‘Weird Fishes’ - Radiohead Jean: Kosiuko

31


Texto: RUF

LUNES Es el peor día de la semana, no hay duda alguna. Sales de un fin de semana relajado, dos días de no hacer nada, y con un lapo regresas al despertador, a las duchas matutinas y a las obligaciones respectivas. Tienes que hacer todo lo que dejaste de hacer el viernes anterior, así que es probable que la mitad de la mañana se te vaya reorganizando cosas. No obstante, el lunes suele ser terrible solo al inicio y al final del día. A partir del mediodía ya te acostumbraste al ritmo semanal y esperas llegar a la noche sin mayor problema. El tema con este momento es que a pesar de haber acabado con los pendientes respectivos y haber regresado a nuestras casas, no nos queda más que decir: la semana recién empieza.

Error recurrente Creer que tienes el resto de la semana para hacer todo. Este día tiene 24 horas, de las cuales por lo menos diez son operativas. Aprovéchalas.

Estimados lectores, esta guía no es una agenda de Lima. No les vamos a pasar datos de galas y eventos particulares en donde puedan matar su tiempo semanal. La idea general de este texto es presentarles un sumario de cómo funciona cada día de la semana y una serie de consejos sobre qué cosas hacer y qué actitudes asumir para poder pasarla bien durante estos. Consideremos que la proximidad que cada día tiene con el fin de semana genera en ellos un sabor particular por lo que es conveniente prepararnos mentalmente en cada caso. Obviamente, la guía está pensada para gente que tiene algo que hacer: ya sea trabajar, estudiar o, por lo menos, ocuparse de su casa. Si eres alguien que por algún motivo no hace absolutamente nada, te recomendamos seriamente buscar algo en qué ocupar tu tiempo. Después de leer la revista, claro.

32

Tips - Despiértate temprano. Si existe un día que requiera madrugar, es el lunes. Empezar tu semana llegando tarde a donde tengas que ir puede ser el pie izquierdo con el que comienza. - Ordena tu semana. Ubica tus citas, reuniones, trabajos, eventos. Es mejor tener todo mapeado desde el día uno para evitar posibles shocks a posteriori (¡¿eso era para hoy?!).


MARTES Podríamos decir que lo mejor del martes es que no es lunes. Seguimos rondando los primeros días de la semana, lo que nos coloca en un contexto en el que aún hay bastante por hacer. Etimológicamente, “martes” significa “día de Marte”, el dios romano de la guerra. Así que asuman esto como que todavía tienen que pelearla para llegar al viernes. Es un día que se ha ganado bastantes supersticiones, por lo que imaginamos no debe ser el favorito para matrimonios o embarques.

Error recurrente Ir al cine. Ahorro es progreso, sí. Pero esos días de 2 x 1 solo significan colas interminables, salas llenas y escándalos innecesarios.

Tips - Sal a comer. Ya tuviste un par de días para digerir el fin de semana, así que puedes darte el lujo de organizar una salidita romántica o amical y consentirte con algo que te provoque.

MIÉRCOLES MIERCOLES Existen sentimientos encontrados en torno al miércoles. El aire carga cierta sensación de estar en la mitad de la semana, por lo que es asumido con neutralidad. Ni fregando es un lunes, pero no es viernes tampoco. Es un día que, por lo menos en el idioma castellano, ha sufrido la mala suerte de tener una raíz similar a la de la popular lisura “mierda”, convirtiéndose así en la versión light de dicha grosería, muy popular entre madres de familia. Ej: “¡Muchachito de miércoles!”.

Error recurrente Salir a juerguear. El día siguiente es jueves, por lo que tus ojeras y dependencia de varios vasos de agua dejan en evidencia tu trasnochada barranquina (exceptuamos esos geniales miércoles en El Dragón).

Tips - Ahora sí, ir al cine: Si realmente quieres ver alguna película, este es claramente el mejor día para obviar aquel tumulto que te puede arruinar la experiencia. - Visitar alguna galería o exposición que te interese.

33


JUEVES Produce la sensación opuesta al martes. Estamos casi de salida, así que nuestras energías y ánimos empiezan a subir porque la cuenta regresiva juega a nuestro favor. El jueves es un día con bastante actitud, la gente suele tenerle mucho aprecio porque es perfecto para sacarle la vuelta a la semana. Decidas lo que decidas hacer un jueves, siempre podrás decirte a ti mismo: “ya fue, mañana es viernes”.

Error recurrente Organizar una reunión. Si bien es un día ideal para asistir a ciertos eventos institucionales, es probable que si planeas hacer tu gran tono de cumpleaños un jueves, la mitad de tus invitados se vaya a la una.

Tips - Sal por unos traguitos. Nadie dice que colapses en algún rompemuelles, pero es genial botar el estrés, ser trivial y conversar un rato. Eso sí, nada de chupar y manejar. - Ir al teatro. Muchas obras empiezan sus presentaciones semanales los jueves, así que es buena idea aprovechar ir, evitando así la locura del fin de semana. 34

VIERNES La chica bonita de la fiesta. El famoso apócope T.G.I.F. no podría ser más claro. Viernes significa que los días útiles acabaron, que solo existen horas que separan a nuestras responsabilidades habituales del codiciado fin de semana. Vemos a nuestros compañeros (de trabajo o clase) más alegres, sufriendo menos de lo acostumbrado con los problemas entrantes. A lo largo del día uno escucha (y agenda) planes para más tarde; en verano incluso entran las coordinaciones playeras respectivas. Mientras más nos acercamos a la noche, sentimos más lento el paso de las horas, pero precisamente por eso es más gratificante cuando llega.

Error recurrente Dejar todo para el lunes. El viernes a veces nos vuelve impulsivos, así que es mejor repasar dos veces la prioridad de nuestros asuntos antes de patear todo para después.

Tips - Descansa. Todo bien con salir de fiesta, pero si has tenido un viernes particularmente agotador, no existe mejor plan que pasar una reconfortante noche en tu cama.


SABADO SÁBADO El sábado es como el relleno del sándwich, la mejor parte. No hay que preocuparse por cómo empieza ni cómo termina, ya que ambas situaciones no tienen límites ni restricciones. Es un día que lo suma prácticamente todo: puedes despertarte a la hora que quieras, organizar tu mañana y tarde como te dé la gana, además de poder hacer planes para la noche. Por más que la palabra provenga del hebreo shabbath, que significa reposo, no es mala idea hacer del sábado un día convenientemente activo.

Error recurrente Creer que todo es paz y tranquilidad. El sábado puede ser parte del fin de semana, pero basta asomarse a las calles para corroborar que el tráfico y el movimiento superan cualquier tipo de hora punta en un día común.

Tips - Último chance. Es posible que la semana te haya quedado corta y no hayas podido hacer ese trámite, pago o ida a la peluquería que ya tocaba. Puede no ser el mejor día para hacerlo, pero a veces nos salva siendo un plan B.

DOMINGO Es un día complejo. A pesar de empezar muy similar al sábado, todo cambia después del almuerzo. Somos testigos en ese momento de un sinsabor que conocemos bien desde que éramos unos pequeños niños que sufrían con el infame verso: “mañana colegio”. La tarde se vuelve melancólica y algo pesada. No podemos evitar pensar en temas que hayamos dejado pendientes o en proyectos inconclusos que deberemos retomar el lunes. Cuando el domingo va acercándose a su fin, tratamos de estirarlo al máximo de manera inconsciente, ya sea viendo televisión, leyendo, o enchufándonos a la computadora hasta bien entrada la madrugada.

Error recurrente Encerrarnos el día completo. Por más atractiva que resulte la idea de almorzar en pijama o posponer el duchazo hasta el lunes a.m., un poco de dinamismo es lo que rompe la pesadumbre dominguera.

Tips - Si sales a almorzar a la calle, hazlo muy temprano o muy tarde. De una a tres es una batalla campal entrar a cualquier restaurante. - Sal a pasear en la tarde. A tomar un café o caminar por tu cuadra, no importa. Luego puedes destinar la noche a una maratón de películas y bastante canchita.

35


Espécimen #43

La putiseñora

37

La putiseñora es un personaje cuya actitud y facha dejan al descubierto su presencia. Ya que es una “señora”, este espécimen recién empieza a surgir al alcanzar los 40 años, solidificando su personalidad y características más saltantes alrededor de los 45. Puede haber sido algún otro espécimen previamente, pero la mutación a este se inicia con la primera cirugía plástica, inyección de botox, colágeno o cualquier intervención quirúrgico-química que le reforme/deforme la cara y/o el cuerpo. Decimos la primera porque es obvio que vendrán más. Si su estado civil es casada, lo más probable es que sea del segundo o tercer marido. Le encanta el animal print y el color dorado. Tiene una especial afición por los lentes de sol con lunas moradas o con oscurecimiento en degradé. Es imperativo que se pinte el pelo, y el tono con el que lo haga variará en cada caso: las hay rubias, pelirrojas y, claro, la popular viuda negra con corte de Cleopatra. Suele seducir descaradamente a muchachos jóvenes, ya sean amigos de sus hijos, de sus sobrinos o, incluso, el ocasional muchacho del delivery, si es que se zampó un par de copitas en la tarde. Adicta al escote pronunciado y al bronceado artificial, una putiseñora es fácilmente ubicable en cualquier evento social que tenga suficiente cobertura mediática y champagne. Frases recurrentes: “¿Cuántos años crees que tengo?”. “No, solo gimnasio, cholita”. “Pero la cara ni me la he tocado”. Cosas que no tolera: Que le digan “tía”, salir sin maquillaje, que la vean en pijama y comer panetón. Accesorios favoritos: Botas, lentes de sol, pulseras gruesas y sonoras (porque son varias, que chocan entre sí), uñas acrílicas, cigarros mentolados. Actividades favoritas: Hablar de cosas que no entiende, seducir hombres menores que ella, tomar tragos dulcetes y automedicarse. Ilustración: Ñaña León

37


EN CONSTRUCCIÓN Fotos: Modelo: Maquillaje: Styling: Producción:

Renzo Giraldo Ana María Forno Mariana Lefevre Antonella Román Fiorella da Ponte

38


39


40


41


39 Blusa y pantalón: El Clóset de mi Hermana 40 Vestido: Paula Cahen D’Anvers 41 BVD: La 5uinta 42 Polo: Wolf 43 Camisa: Joaquim Miró Short: Sirana Zapatos: El Clóset de Hermana Collar: Nitro 42

Locación: Céntrica C.C. Real Plaza, Lima.


43


La vitrina

Thomas Young Percepciones Galería Índigo Av. El Bosque 260, San Isidro Exposición: 15.09 - 2.10.2011

44

Thomas es artista visual formado en la Escuela de Arte de Corriente Alterna. Su pasión por el arte urbano, sin embargo, lo hizo iniciar su carrera artística desde 1995 y lo llevó a explorar las técnicas del grafiti y el arte urbano en escenarios tan diversos como América del Sur, EEUU, Canadá y Europa. En su exposición Percepciones, Thomas abstrae las formas y características principales del grafiti tradicional convirtiéndolas en líneas de colores en alto contraste, jugando a su vez con las sombras que proyectan los objetos que utiliza como soporte. Ha buscado alejarse del frío del concreto tradicional para dar paso a la calidez de la madera trabajada. Mostrar un marco antiguo en un rincón pero iluminado para movilizar imágenes estáticas, o presentar líneas y formas geométricas en colores contrastantes que den la impresión de haber sido tomadas de las paredes de la ciudad. Donde el resto de nosotros ve un simple pedazo de madera o una caja de cartón, Thomas ve posibilidades. Posibilidades en la transformación, en la intervención de objetos a los que les otorga nueva vida.


Casandra no es una artista particularmente conversadora pero claramente deja que sus obras hablen por sí solas. Realizó estudios en la Escuela Superior de Diseño - ESDI Barcelona, España, de donde se graduó en 2007. Una vez en Lima ha participado en diversos proyectos y exposiciones colectivas.     Imaginario Liminal es una exposición que presenta un recorrido a través de la fusión de colores fragmentados y vibrantes, nos muestra una batalla entre el orden y el caos. Cada pieza y cada criatura está compuesta por la representación de varias imágenes impresas en busca de su propio camino. Podemos sentir una fuerte personalidad en cada uno de los elementos; en el interior de estos está capturado el recuerdo de una sensación, de un instante,  de la eternidad que a veces parece tener un día. Casandra no presenta necesariamente un concepto sino más bien una exploración. Las formas, unas veces más explícitas que otras, se convierten en la sugerencia de una conciencia colectiva que termina siendo el resultado de un proceso definitivamente personal.

Casandra Tola Imaginario liminal Cecilia González Arte Contemporáneo Jr. Junín 114, Barranco Exposición: 15.09 - 7.10.2011

45


IMAGEN

ESPACIO

INTERVENCIÓN

INSTALACIÓN


La Columna por Bruno Ascenzo

ENSAYO ERROR AMOR Hace poco me encontré enfrascado en una conversación sobre el amor. Rodeado estaba yo de una luminosa recién enamorada, de una destruida mujer a la que le acababan de terminar, de una ilusionada que está a punto de casarse y de un equis al que no le interesaba el tema. Enfrascado estaba yo sin una posición asumida, luego de dos años y medio de soltería y con más preguntas que conclusiones en la cabeza. Escribir y hablar sobre el amor siempre termina resultando cursi. Todos lo vemos de diferente manera. Todos lo buscamos distinto. Todos lo queremos, pero no queremos demostrarlo. Todos queremos querer. Pero no siempre podemos. Es que a veces querer no es poder. La luminosa solo hablaba de lo maravillada que estaba al sentirse querida. Regodeada de esa viscosidad que ahuyenta a cualquier mortal, contaba su día a día segundo a segundo, con extremo detalle, sazonado con sonrisas y risillas que fingen espontaneidad y que significan que hay cosas que ella recuerda pero que ya son “too much para contarles”, aunque igual las recuerda para sí misma porque “ay, qué lindo que es el amor”, perdida dentro del laberinto y la melcocha pegajosa y edulcorada de la nueva pasión, y haciéndonos recordar –y prometernos a nosotros mismos- que si volvemos a encontrarla, nos abstengamos de las públicas demostraciones de nuestra azucarada felicidad. Qué mal quedan, pensamos, sabiendo que todos hemos caído en el mismo pozo y no hemos podido evitarlo. La destruida lloraba cada dos minutos, en silencio y sin aspavientos, que es como se llora cuando de verdad no te quedan fuerzas para nada más. Cuando ya ni siquiera puedes presumir de tus lágrimas. “Ya va a pasar”, le decían. “Nadie se ha muerto de amor”, repetían. “Por algo pasan las cosas”, le insistían. Ilusos. ¿Acaso no saben que con el corazón roto el tímpano y la lógica se van de vacaciones? Dejémonos de cuatro cosas. Sabemos que los consejos de amor son muletillas repetidas. Nadie quiere escuchar nada cuando constata que a uno no lo quieren. Nadie quiere saber nada cuando sabe que no lo quieren. Nadie quiere nada cuando siente que se le cae en mundo a pedazos. Todos hemos pasado por ahí…

y tampoco hemos podido evitarlo. La futura esposa, asentada en la meseta del amor y con la seguridad que le da el tener un anillo en el dedo y un contrato con la Iglesia de moda para la ceremonia, daba los detalles de su matrimonio. Los miles que costó el vestido, los pisos que tendrá la torta y la cantidad de trago que su papá está dispuesto a poner para la recepción. No hablaba ya de las miradas intensas ni de los detalles de pareja. Eso quedó atrás, cuando se encontraba en la etapa que vive hoy la luminosa del cuento. Es que cuando uno da el paso hacia el ritual del casamiento, la producción del evento le saca ventaja a la ilusión. No es la primera amiga que se casa. Muchas han pasado por ahí y no han intentado evitarlo. Y ahí estaba yo, frente a tres etapas del amor. Preguntándome dónde podría ubicarme. Pensando si vale la pena hablar sobre esto. Imaginando que bien podría escribir un texto describiendo las atrocidades de toda esta gracia. Sarcástico e irónico. Ahondando en el humor negro, jodiendo con las cursilerías y burlándome de los románticos. Las palabras y la distancia me lo permiten. Podría quedar como un bacán, independiente y solitario; como el equis que me acompañaba en aquella reunión del corazón. El equis que no cree en el amor, el equis que, por supuesto, solo defiende su miedo infinito a la vulnerabilidad. Pero no estamos para psicoanalizar al amigo equis. Que pague su terapia. Decía, entonces, que estaba yo luego de aquel día pensando en qué posición asumir con respecto al tema, cuando de pronto, llegando al teatro para una función más de la obra de turno, se me acerca un pata con pinta de buena gente. “Estoy grabándole un video a mi enamorada. Ella quiere ser actriz, pero sus papás no la dejan. Mi novia es lo máximo, tiene un montón de talento, pero nadie de su familia la apoya, aunque yo sí creo en ella. Quiero ayudarla en todo porque la amo y ella tiene que cumplir sus sueños. ¿Puedes dejarle unas palabras e intentar aconsejarla?”. Yo, enternecido por el gesto del joven enamorado, intenté balbucear algunos consejos sobre lo poco que puedo saber o recomendar. Lo que sí le dije a la aspirante a Julieta, y que me salió del forro,

es que tiene mucha suerte de tener a alguien al lado que con frío y con lluvia se para en la puerta de un teatro durante tres días seguidos para alentarla a cumplir sus sueños. Qué paja suena a veces el amor, pensé. De pronto, se me iluminó la testa. Me cayeron las fichas. Se me fueron las preguntas y llegó a mí la respuesta esperada. Debo confesar que la clarificación de mi panorama me asustó un poco; me vislumbré como un novato fantasioso, soñador, amelcochado y chicloso. Casi, casi, la reencarnación de Corín Tellado. Cosa que no dista mucho de la realidad porque me gano la vida escribiendo telenovelas (de lunes a viernes a las ocho de la noche, Ana Cristina, por ATV. Y pronto… Sierra Morena. Gracias). Pensaba, por ejemplo, que yo sí querría pasar toda mi vida con alguien. Esa es mi imagen del amor, y no me da roche decirlo. Yo creo en el matrimonio. No creo en los papeles ni en los alcaldes. Mucho menos en las iglesias, los Ciprianis, las firmas, las fiestas, los contratos prenupciales ni las separaciones de bienes. No. Me zurro. Creo en el compromiso del para siempre. En la complicidad de una pareja. En el entendimiento de las miradas. Me había olvidado que se podía pensar así. El sonsonete de “no me voy a volver a enamorar” se había apoderado de mí y yo me escudaba detrás de él. Recordé que se puede sonreír con el corazón, con el cerebro y que hasta la sangre puede ponerse a bailar. Me olvidé que el miedo a ser rechazado paraliza. Que la pérdida o la posibilidad de no tener anulan cualquier atisbo de inteligencia. Que los ojos aman primero. Y segundo. Y hasta el final. Que existen pieles que electrocutan aunque solo rocen. Que existen motivos felices que hacen desaparecer el sueño. Y que crean sueños. Me había olvidado que la felicidad está incompleta si no hay quien sonría contigo. Me había olvidado de tantas cosas que no creí que las volviera a recordar. Pero están de vuelta. ¿No está mal vivir con cierta ilusión, no? ¿O sí? ¿Somos más pavos los pavos que creemos en los finales felices? De repente. Pero, finalmente, cuando te das cuenta que quieres pasar el resto de tu vida al lado de otra persona, quieres empezar lo antes posible, ¿no? ¿O no? Que alguien me responda, pues. Corín, ilumíname. 47


REW

Rescate 911

El alguacil Alfred Lawson, de Chattanooga, Tennessee, nunca sospechó que en esa tranquila y veraniega tarde de agosto, una llamada remecería a todo el condado. El pequeño Brett Carter, de 4 años, caería dentro de un molino de trigo y salvarle la vida dependería de unos cuantos minutos. Así se solía dar inicio a los segmentos de una de las series más populares de la primera mitad de los años 90. Los que hemos crecido con televisores pero sin Internet, con Nintendo pero sin celulares, podemos afirmar ser una generación marcada tremendamente por ciertos programas televisivos, incluso de la era precable. Dentro de este bloque de programas, existía uno que podría ser considerado como uno de los pioneros en el mundo de los reality shows: Rescate 911. El programa, conducido por William Shatner (¿se acordaban de ese detalle?), presentaba casos reales de llamadas de emergencia al 911, en los cuales se entrevistaba a los participantes originales de la catástrofe respectiva, pero se intercalaban con escenas en donde actores (y a veces las verdaderas víctimas) reconstruían el accidente. Como muchas de las series emitidas en los años 90 (y años anteriores, claro), una de las razones por las que es fielmente recordada se

48

debe al burlesco doblaje que se llevaba a cabo. Burlesco para nosotros, claro, ya que era imposible no considerar cómico el hecho de ver a una mujer frente a cámaras moviendo la boca a una velocidad completamente diferente a la del audio que escuchamos, el cual además estaba compuesto por una voz que ya reconocíamos por haber pertenecido a la misma persona que doblaba otro sinfín de series, muy de moda en la época también. Es por eso que si bien teníamos en pantalla a una tal Lauren Calloway, de Reading, Ohio, para nosotros era como escuchar a la popular Angela Bower de ¿Quién manda a quién? contando una tragedia que su familia había tenido la suerte de superar gracias a la llamada de emergencias, 911. Si algo importante pudiésemos rescatar de este programa, es que, mal que bien, le enseñó y dejó clarísimo a toda una generación que el 911 era el número para marcar siempre en caso de cualquier emergencia.


FF

No todos los inventos futuristas que nos sorprenden están hechos para nuestro entretenimiento o facilitarnos las actividades diarias. A veces las empresas nos asombran con nuevos arsenales científicos que se destinan a la seguridad. Está bien, quizá no suene tan divertido como algún gadget inédito de Apple, pero claramente es importante el avance y, además, vemos cómo se va marcando la pauta para evoluciones tecnológicas posteriores. En este caso presentamos un sistema nuevo que ha incorporado la marca Volvo (cuyo énfasis ha sido siempre en la seguridad) en los nuevos autos que está sacando este año. El sistema de autofreno es una función digna de batimóvil: consta de una nueva unidad de radar integrada en la parrilla del automóvil, una cámara montada por dentro del parabrisas a la altura del retrovisor interior y una unidad de control central. Estos elementos analizan continuamente el panorama (la pista) delante del vehículo, buscando detectar objetos y medir la distancia hasta ellos. La cámara, “entrenada” durante miles de horas para analizar el comportamiento de los peatones en diversos entornos (espero que hayan contado con lo extremadamente diverso que puede ser el entorno callejero peruano), determina y clasifica el tipo

de objeto detectado. Si el sistema reconoce al objeto como una forma humana, se informa del peligro potencial al conductor, mediante señales acústicas y luminosas. Espera por un momento que este reaccione (hay que darle algo de crédito) y menos de un segundo antes de la colisión se precargan los frenos, de modo que cuando el conductor pisa el pedal obtiene la máxima fuerza de frenado. Si a pesar de los avisos el conductor no reacciona (es decir, un miércoles cualquiera), la función de autofreno aplica automáticamente la máxima fuerza de frenado justo antes del impacto. A velocidades de hasta 35 km por hora, el sistema de autofreno detendrá al carro. Este sistema es tan impresionante como esperanzador. Podemos cruzar los dedos y esperar que en unos cuantos años la mayoría de autos cuenten con él, de modo que cuando manejemos bajo uno de esos puentes peatonales que al parecer resultan invisibles para gran parte de la población, esta función logre salvarles la vida y perdonarles la idiotez.

Sistema de autofreno

49


Melissa Quiroz es ingeniera forestal y amante de los gorilas; confiesa que habla con las plantas pero que también las amenaza, y admite que no tolera a las artificiales. Es genial percibir la facilidad y naturalidad con la que ha logrado asumir una profesión nada común, dándonos así la impresión de que meterse a trabajar en el mundo de las plantas logra ser tan fascinante como complejo. Cuando uno conversa con ella la nota tan feliz de hacer lo que hace, que nos deja claro que es una persona que ha sabido cosechar el fruto de su trabajo… literalmente.

50

Texto: RUF Fotos: JoC Escudero


51


52


LA CHICA DE LAS FLORES

¿En qué consiste exactamente tu trabajo? Soy ingeniera forestal, pero me he especializado en paisajismo. He trabajado desde la elaboración de diseños para jardines en casas, hasta en proyectos de reforestaciones en laderas de cerros. He sido contratada por varios municipios para supervisar el mantenimiento de áreas verdes, desde el cuidado de las bermas laterales hasta los parques. Actualmente apoyo también como asesora externa del programa “Adopta un árbol”, que tiene como objetivo poder hacer más verde la ciudad, promoviendo que la gente se comprometa y mantenga a los árboles. ¿Cómo decidiste seguir esta carrera? Te haré la historia corta, porque puede ser algo larga. Soy la única mujer de tres hermanos, por lo que mis juegos han sido siempre en el jardín, en el parque y en el barro; se podría decir que he vivido jugando en, y con, la naturaleza. Es más, inicialmente quería ser veterinaria, pero quedé curada cuando visité la Facultad de Veterinaria de la Universidad de San Marcos y vi amontonada una pila de partes de perro que me dejó tan traumada que tuve que decidir irme por biología. ¿Así que no fueron las plantas tu primera elección? No técnicamente. Postulé a biología porque yo quería ser la Dian Fossey peruana, internada en la selva salvando a los gorilas. No ingresé a esta, que era mi primera opción, pero sí a la segunda: ingeniería forestal. Sin darme cuenta, descubrí que había caído exactamente en lo que me gustaba: viajes a la selva, trabajo de campo, era lo mío. Fue luego que al echar mis propias raíces en la ciudad, me acostumbré a la onda urbana y empecé a buscar una forma de fomentar este cambio mientras aplicaba mi carrera en Lima.

Luego de una vida académica en el campo y habiendo descubierto cuál era el núcleo de su carrera, Melissa decidió ir más allá de la ingeniería y aprender sobre diseño y paisajismo. “Empecé a llevar cursos, a estudiar, leer y a viajar; es importante observar cómo se manejan las áreas verdes en otros países, tomar conciencia de la importancia que suponen estas en una ciudad”, añade. Fue entonces que empezó a trabajar en Relima (una compañía privada dedicada a la limpieza urbana y cuidado del medio ambiente), estableciéndose como una experta en paisajismo urbano. Comenta que, como en toda carrera, uno tiene que hacerse un nombre: “de repente más gente me iba llamando, logramos yo y mi equipo entrar a Casa Cor, participamos y ganamos un premio, así que luego me afané y le metí con todo”, me dice suelta, pero orgullosa. “De ahí solo te queda evolucionar e ir mejorando”. Actualmente, Melissa está trabajando en varios proyectos de diseño de jardines de varias casas y departamentos, por otro lado es la representante oficial en Perú de la marca alemana de macetas autorregantes Lechuza y sigue fungiendo como asesora privada para varios municipios. ¿Cuál es tu planta favorita? Tengo varias, pero mis favoritas son las que dan flores con olor. Igual, de todas, creo que me inclino por el floripondio. En mi casa tengo uno, a pesar de que dicen que es muy protector y puede alejar gente del hogar. Incluso se dice que una mujer soltera no debería tener un floripondio o se terminará quedando sola (mira pensativa al techo por un momento). Espero que no sea por eso que no tengo flaco hace tiempo.

53


LA CHICA DE LAS FLORES

¿Has tenido alguna emergencia paisajística?

¿Le hablas a las plantas?

Por supuesto (se ríe). Una vez nos llamaron de la Municipalidad de San Isidro como a las cuatro de la mañana porque se acababa de caer un árbol, ¡encima de un carro! Lo hizo añicos. No había nadie dentro, pero nunca me olvidaré que el carro era nuevo, recién había sido entregado hace unos días a una chica que lloraba a mares, pobre. Creo que sufría más que nada porque nos contaba que la caída de un árbol era un “caso fortuito” que el seguro no podía cubrir. No obstante, el peligro real es que muchas veces es la reparación de las pistas lo que rompe ciertas raíces, cosa que eventualmente mata al árbol, haciendo que se caiga.

Antes les hablaba más. Hace unos años trasladamos doce olivos desde Ica a una casa en Lima. Les dimos vitaminas, los cuidamos como bebitos. Pasaron como seis meses y no brotaban, así que iba interdiariamente a visitar, abrazaba a los olivos y les decía: “chicos, pues, esta es su nueva casa; van a crecer y ponerse hermosos, ¡vamos!”. Oye, al año brotaron siete de los doce, y hace un par de meses me encontré con el hijo de los dueños de la casa, quien me contó que al final brotaron todos. Eso sí, no solo les hablo bonito, también los amenazo: “si no floreas, te saco”. Casi siempre me obedecen.

¿Qué cosas cree saber la gente sobre las plantas y claramente no es así?

¿Qué opinión te merecen las plantas artificiales?

Todo el mundo cree que puede diseñar un jardín. O, en el peor de los casos, decirle a su jardinero que lo haga. Pero no es así. Para tener un jardín bonito y bien constituido, tienes que saber al respecto. Hay plantas que son de sombra, algunas que no pueden convivir juntas, unas que atraen a los bichos, otras que los repelen, etc. Que te guste una planta no es sinónimo de poder ponerla donde sea.

Para serte honesta, han mejorado mucho, y no le quiero quemar el quiosco a nadie que viva de eso. Pero personalmente, les metería una bomba.

¿Qué preguntas te suelen hacer al respecto? “¿Esa planta trae arañas?”, es algo que escucho recurrentemente. Bueno, es obvio que alguna araña va a haber, ya que las plantas son finalmente hábitat de seres vivos y por ende de algunos bichos. Sin embargo, no por eso tener una planta va a significar que tu casa será presa de la invasión de las arañas asesinas. ¿Qué consejo sencillo deberíamos conocer todos sobre cuidar una planta? Es súper importante saber que si una planta ya se adaptó a un lugar, no debemos tocarla ni moverla. Con eso de “remodelé la sala”, “me cambié de cuarto”, uno a veces decide trasladarla, la planta se desacostumbra y empieza a marchitarse. Es más, cuando encuentran un lugar que les gusta, olvídate. Se ponen hermosas, florecen lindo, se acomodan.

54

¿Qué crees que necesita Lima en términos de forestación o de cuidado de áreas verdes? Yo creo que primero se debería regular la siembra de gras. Lima es un ecosistema desértico, por lo que el consumo de agua utilizada en riego es muy alto. Debería implementarse y promoverse más la siembra de árboles. Necesitamos sombra, cortinas de viento, de ruido y de contaminación; tomemos en cuenta que muchos árboles renuevan constantemente sus hojas, eliminando así las que capturan los residuos de smog. El problema es que se ha asumido que cemento es progreso, de modo que se aprovecha cuanto espacio existe para hacer patios de concreto en vez de áreas verdes. La gente no está consciente de que el verde urbano puede subir hasta un 15% el valor de la propiedad.

Melissa me confiesa que en el caso de su propiedad, tiene mucho menos plantas de las que podría tener. “En casa de herrero, cuchillo de palo”, acota riéndose. Me comenta que entre sus proyectos actuales está el terminar un jardín espectacular de una casa de Casuarinas. Cuando le pregunto por sus otros planes, quizá más lejanos, me responde que lo que más quiere es viajar. Si pudieses viajar a cualquier sitio, ¿cuál escogerías y por qué? Tailandia primero. Me encanta la idea de una selva tropical con mar turquesa; además, me atrae mucho su cultura, su comida y sus templos. Sin embargo, en realidad mi sueño es ir a África. Sé que actualmente no es muy seguro, pero te juro que me iría al Congo, en búsqueda de mis soñados gorilas.


Peinado: Marco’s Salon

55


56


57

Sin Silenciador

EL CHISME Rumour has it, ooh, Rumour has it, ooh, Rumour has it, ooh, (…) Haven´t you heard the rumours? Adele - Rumour has it

1

Estoy tratando de escribir este artículo, lo juro por lo que más quieran. He venido a la biblioteca de la universidad, he prendido la laptop y he abierto Word. Después me he quedado en blanco. No se me ocurre nada. Cero. Abro Google Chrome, como quien se distrae un ratito, pero nada de ratitos, ya llevo media hora conectado al chat del Gmail mientras una amiga, Ximena, me cuenta toda una mecha entre Cristina (otra amiga) y su novio. Parece que el novio se puso histérico y ya no se mudan

juntos. ¿Y mi artículo? Sí, un ratito. Hoy tengo clases en la universidad de 7 a 10 p.m. Todos dicen que es un horario horrible y que cómo se me ocurre, pero, carajo, mi turno de matrícula es el último de toda la facultad. Llego entonces a la clase y mientras el profesor evalúa mi proyecto de investigación, entro un segundo a mi cuenta en Twitter para descubrir que todos están hablando de Roxana Canedo. ¿Cómo haríamos con Roxana Canedo? ¿Se acuerdan de ella? Una periodista ochentera pe-

ruana que tenía estos pelos así como de Barbie vieja, o sea, sin tratamiento anti-frizz. Al parecer, Roxana Canedo enloqueció –modalidad Marta Chávez en el Congreso– y empezó a insultar a todo el mundo a través de su cuenta en esta red social. Dicen que sí fue ella y que hoy está recuperándose del incidente a punta de ansiolíticos. Una amiga, Carla, está segura de todo esto y promete pruebas. ¿Y mi proyecto de investigación? Pucha, tengo que anotar lo que dice el profesor.

Texto: Eduardo Villanueva Foto: JoC Escudero

57


58

Ja


Sin Silenciador 2

Lo expuesto previamente constituye solo dos ejemplos de lo que vivo a diario por culpa de (aunque a veces pienso que es gracias a) los chismes. Horas de horas dedicadas, con una voluntad de hierro, a enterarme por todos los medios posibles de las historias (ficticias o no) de todas las personas de mi Lima. ¡Lo peor es que vivo estas historias con placer! Ya quisieran mis libros que les dé la bola que le doy a todos los chismes que recibo a diario. Bueno, ya quisiera yo, en realidad. Un día de la semana pasada no almorcé porque todos se fueron a la calle mientras yo seguía hablando por teléfono. Qué horrible. Es inevitable que me pregunte, ¿por qué necesito saber todas estas cosas?, ¿por qué es tan relevante en mi vida saber si Gabriel le sacó la vuelta a su novia o si Fiorella no solamente fuma marihuana, sino que también se encierra en el baño para hacerlo? La verdad es que no tengo una respuesta elaborada. Lo que sí tengo es una respuesta inmediata: no es que necesite saberlo, es que quiero saberlo.

3

Según la RAE (Real Academia Española) los chismes se refieren a “noticias verdaderas o falsas, o comentarios con que generalmente se pretende indisponer a unas personas con otras o se murmura de alguna”. Bueno, esa descripción es un poco aburrida, básicamente, porque ya lo sabíamos y porque, por favor, ¿a quién queremos engañar? Hay ciertas cosas que se aprenden con la práctica y el chisme, tal como montar bicicleta, es una de ellas. ¿Quién no ha contado algo que no debía alguna vez? Sea por las razones que sea, todos lo hemos hecho. Habiendo asumido que todos hemos “compartido información” alguna vez en nuestras vidas, veamos en qué consiste la estructura del chisme. Lo primero es lo que se dice, es decir, la información que se comparte. Por ejemplo, me acabo de enterar de que Gabriela está embarazada y no se sabe quién es el papá. O de que Alonso es gay, lo vieron

chapando con su mejor amigo y, aun así, sigue con su novia. A todos nos encanta escuchar ese tipo de cosas. ¿Será que el escándalo vende? Magaly es millonaria, you know. Es que el caso contrario, la simplona realidad, NO vende. ¿De verdad quieres saber que mi hermano entró a la universidad y que todos estamos muy felices por él? No, pues. Así que delimitemos el tema: solamente es chisme si es una exageración, una mentira o si potencialmente puede destruir la vida social de una persona. Perfecto. El siguiente elemento es el emisor del chisme o, dicho de otro modo, el chismoso zero, o sea, la persona que se entera del hecho y decide contarlo. Hay que tener muchas agallas para ser quien inicia el rumor, porque, claro, una cosa es escuchar que la profesora de arte terminó ebria en la fiesta de la facultad, pero es otra contárselo por correo electrónico a todo el salón para extorsionarla, caletamente, y todos aprobados. En la emisión tenemos una variante y es que también podemos inventarlo. Es algo parecido a lo que hacen los políticos. Sueltas un rumor, el que te dé la gana y lo dejas ser. Porque finalmente, ese es el lema: miente, miente, que algo queda. Acto seguido tenemos al receptor del chisme, persona esencial en el proceso del chisme. A sus oídos puede haber llegado algo como: “la señora que vive al frente pasa mucho tiempo con su gato”, pero cuando corre al teléfono, ávido de compartir la información, ¿de verdad creen que va a repetir exactamente lo mismo? Imposible. Aquí viene el quid del asunto. Le añade un detalle. Los detalles marcan la diferencia y son los que crean tormentas en vasos que solo tenían agua. Algo así como: “la señora que vive al frente pasa mucho tiempo con su gato, sí, pero también le da besos”. Pobre señora. Ahora es zoofílica y, oficialmente, el chisme se ha creado. Finalmente, tenemos a la VÍCTIMA, perdón por ponerlo en mayúsculas, pero no puedo evitar el

drama. ¿Qué decir de la víctima? Es quien la pasa mal, ¿no? Es la que llega a la reunión y le sigue inmediatamente un murmullo. La que ya no recibe ni likes en Facebook ni menciones en Twitter. La arruinada del tono. No hay derecho, señoras y señores, no lo hay. Un último detalle es que con el tiempo las cosas se esparcen. Es como cuando ves a un perrito meándose en la calle y piensas: “¿por qué tengo que ver esto justo cuando había decidido tener un día hermoso?”. Pero lo ves igual, como ves también el riachuelo dorado que va avanzando, contaminante, por toda la vereda. Exactamente lo mismo pasa con los chismes: llegan sin avisar, se esparcen y no hay modo de invertir el proceso.

4

Ahora bien, ¿por qué me entretienen tanto los chismes? ¿Será porque me hace sentir mejor conmigo mismo el ver que no solo soy yo el que la caga? ¿O porque la banalidad está bien por momentos y, parafraseando a Kundera, la levedad no es tan insoportable después de todo? ¿Quizás porque está en nuestros genes y hay que, simplemente, no exagerar? No lo sé, pero lo que sí sé es que vivo en Lima y, ya saben, pueblo chico, infierno grande.

You know you love me, xoxo

59


ESPEC

Tu almohada

60

Es importante indicar desde ya que este texto no está dirigido a todas las almohadas, por más que muchas sean, sin duda alguna, espectaculares. Nos referimos a TU almohada, la que está en tu posesión, con la que duermes día tras día, noche tras noche y que si la hueles de cerca huele a tu cabeza (sea agradable o no). Tenemos que rendirle el respeto que se merece. Siempre está ahí, nos ha soportado babas, llantos y hasta vomitillos, nos conoce cada secreto y sabe a quiénes hemos metido en nuestras camas. Es una de las cosas que más esperas cuando regresas de viaje; así hayas estado en lujosos hoteles colgantes en los bosques de Singapur, ninguna almohada, por más blanca y almidonada que esté, se compara a ese bodoque beige, aplastado y sin la mitad de sus plumas que te recibe sin prejuicios cada vez que te alistas para dormir o decides hacer una siempre conveniente siesta. Sea fría y limpia al dormirte, o tibia y cómoda al despertarte, es un elemento clave para poder descansar como realmente te gusta. ESPEC.


ESPAN No queríamos hacerte verlo. Ah, es de hombre.

No, no estamos hablando de algún tipo de manicure. Nos referimos, cruda y simplemente, a esa cochina uña. Ese garfio innecesario que se ha convertido en una suerte de tradición callejera entre sus usuarios, contando como razones de su existencia a bastantes mitos urbanos, cada uno más desagradable y antihigiénico que el otro. No importa si la usas para limpiar, urgar, rasgar o cortar cebolla en juliana, el hecho es que esa uña larga representa una serie de factores que dejan en claro tu escaso cuidado personal y la poca importancia que le das al aseo. Exceptuamos del caso a las señoras o mujeres que deseen llevar las uñas largas, obviamente, ese no es el punto al cual hacemos alusión. El problema es, sencillamente, que esto dice mucho de una persona, por ende, mientras más larga tu uña, más tenemos que decir de ti (y no necesariamente cumplidos). Si se menciona el ejemplo particular de los guitarristas que se dejan las uñas largas para tocar, les informamos sobre la venta de ciertas cuñitas de plástico elaboradas específicamente para este fin, las cuales, irónicamente, se llaman uñas. ESPAN.

Tener la uña larga

61


62 MATEO EL CONSTRUCTOR Texto: Eduardo Villanueva Fotos: JoC Escudero

Es viernes por la noche y todos quieren ir a conocer el Westin, el nuevo point para los previos en Lima. Llego a la zona del bar y lo primero que veo es el impresionante mural de Mateo Liébana, mi entrevistado. Mateo es arquitecto de profesión y tiene 37 años. Casado y con dos hijos, una de 5 años y uno de apenas 6 meses. No necesita confesar que se muere por su familia, se le nota en la mirada. Como arquitecto, Mateo ha trabajado en proyectos realmente importantes junto a sus socios de Vicca Verde, su laboratorio creativo. Diseñar la galería de arte privado de Sir Elton John es uno de ellos. Remodelar las oficinas de Mario Testino en Londres es otro. No le gustan las multitudes, pero le gusta el mar.. 62

Sweater: Levi’s


63


64


65 Defíneme a Mateo Liébana.

¿Y la arquitectura?

Soy arquitecto de profesión y pintor por vocación.

Yo creo que tiene bastante de arte. Tiene bastante de técnica, pero también tiene mucho de estética…

Y además tomas fotos, ¿no? ¡No! (se ríe) Ese es mi homónimo en España, todos nos confunden. Nos hemos hecho patas hace poco, pero no, no soy yo. ¿Cómo empiezas en el mundo del arte? Lo que pasa es que mi viejo es artista plástico, coleccionista de arte popular y además ha sido restaurador de muebles antiguos. Por eso mi hermano Joaquín y yo hemos vivido metidos en el arte desde que éramos chicos. Recuerdo que mi papá nos dijo un día que nos íbamos a Disney, pero terminamos en el MOMA, imagínate. Así que la influencia ha estado siempre ahí.

Como estos arquitectos maravillosos que diseñan pero no construyen, ¿no? Es que ahora la tecnología permite explorar formas nuevas: hay ingenieros de alto nivel que se encargan de resolver las ideas más locas que se te puedan ocurrir y aterrizarlas. ¿Cómo aterrizas tú las ideas de tus clientes? Mira, nosotros tenemos un estudio, Vicca Verde. Vicca significa vientre en quechua y verde hace referencia a un vientre fértil, un lugar donde se están gestando cosas.

¿Estudiaste pintura?

¿Como un laboratorio?

Postulé a la Católica, pero no ingresé. De ahí entré a arquitectura, aunque a mitad de la carrera me salí casi un año para estudiar dibujo anatómico en Corriente Alterna. Siempre había tenido este bicho del arte, me pasaba todas las clases dibujando en todos mis cuadernos.

Esa es la idea. Somos cuatro arquitectos de formación y la idea es abarcar todos los ángulos del diseño, con un foco en la arquitectura.

Creo que también viajaste…

Hay varios factores en un proyecto de arquitectura: la ubicación del terreno, que es inamovible, los requerimientos del cliente y, finalmente, el tiempo. Tienes que amarrar esas tres cosas, meterlas en un vaso, hacerle un shake e interpretarlas. Es un poco lo que hacemos en Vicca Verde: un proyecto integral.

Sí, me fui de viaje seis meses a Europa. Estuve en Grecia, Italia, Checoslovaquia y conseguí un pase para entrar a todos los museos gratis, consolidando así un poco este tema que tenía con el arte.

¿Cuál es el proceso al momento de recibir un proyecto arquitectónico?

Casaca, polo y jean: Levi’s

65


66 ¿Y los clientes, entienden el proceso? Hay dos tipos de clientes. Uno es el que viene con su estudio de mercado, con una imagen ya armada, con un nombre, y te dice “mira, loco, esto es lo que yo quiero hacer”. Por otro lado también está el que sabe lo que quiere o cree que sabe lo que quiere, con este tenemos una etapa que se llama “conceptualización del proyecto”. Esto significa juntarnos con el cliente, de modo que podamos aterrizar y reinterpretar su sueño. Porque eso es lo que somos, unos intérpretes. ¿Cómo haces para respetar la estética del cliente y al mismo tiempo hacer que tu trabajo lleve tu firma? Hacer que la gente diga: manya, esto lo hicieron en Vicca Verde. Ese es un tema difícil, pero mira, yo creo que es fácil identificarnos, como también es fácil no identificarnos y eso es lo que nos gusta. El hecho de ser los socios cuatro arquitectos nos da la posibilidad de caer en distintos tipos de gustos. Los clientes complicados deben ser un roche… Una vez vino un cliente para hacer una pollería y me pareció una buena idea. Lo discutimos aquí, decidimos que era interesante, pero una vez que llegamos, el pata presentó un montón de requerimientos que no eran compatibles con los parámetros normales, así que finalmente no lo aceptamos.

Respecto al cuidado del medio ambiente, ahora que está tan de moda todo lo green, ¿cómo lo manejan? Tienes que ver que tu proyecto no solo satisfaga a tu cliente, sino que también converse con la ciudad, converse con su entorno. Nosotros empezamos con este tema del reciclaje no por una moda, sino por una necesidad. Lima está ubicada en un desierto y se demuelen muchas casas antiguas; nosotros en nuestros proyectos siempre hemos buscado recuperar ventanas, vigas o puertas y las hemos incorporado a nuevos trabajos. En Lima cada día hay menos casas y más edificios, ¿no? Eso es porque existe una burocracia ineficiente. El INC no tenía la capacidad administrativa ni el criterio suficiente para administrar bien lo que tenía. Ahora vamos a ver qué pasa, pero si la gente es dueña de un patrimonio, por ejemplo, no lo pueden destruir, entonces el Estado debería asumir… Subsidiar… Exacto. Por ejemplo, reduciendo los impuestos; lo que no te cobran ahí, puedes invertirlo en la casa. Ustedes trabajan en Lima pero también tienen proyectos fuera, ¿algo nos contaron de Elton John? (se ríe) Sí, el proyecto se lo encargaron a Mateo Peschiera, mi socio. Junto a nosotros desarrolló la idea y ganó el concurso para hacer la galería de arte privada de Elton John, en su mansión en Windsor. Nada mal... ¡También hemos remodelado las oficinas de Art Partners, de Mario Testino!

66

Casaca, polo y jean: Levi’s


67


68


69

MATEO PINTOR Un día dijiste, ¡voy a pintar!

Sobre el mural del Westin, que vi ahora…

Es bien gracioso porque yo pinté toda mi vida. Ocasionalmente vendía mis cosas, venía un pata al taller y me compraba alguna. Me compraron Marco Testino, el primo de Mario, la esposa de Valle Riestra, la primera mujer de Hernando de Soto, etc.

El año pasado apareció este decorador neoyorquino, Tony Chi, que vino a la oficina con el diseñador chileno Sergio Echevarría. Ambos eran los encargados de la decoración del Westin.

O sea, gente que de algún modo ponía tu chamba en vitrina… ¡De hecho! Tenía ciertos pedidos, pero como no me dedicaba a la pintura, no satisfacía la demanda y de repente pasaba al olvido. Luego me emocionaba un fin de semana y ¡pum!, pintaba cuatro cuadros en una. ¿Qué le estás diciendo a la gente con tus cuadros? Yo expreso cosas del momento. Si los ves te das cuenta, son bien figurativos: siempre hay personajes, las fiestas en la calle acá en Barranco, me acuerdo de chico de las juerguitas en la vereda o en el callejoncito, con los perros callejeros… Eso que cada día está menos presente la onda del barrio. Es un poco lo que se va perdiendo y te da pena, por eso trato yo de rescatar esa parte callejera. Por ejemplo, esos bares a puerta cerrada, esos que entras y hay un submundo adentro, donde ya no es la hora del bar, sino es el after hour, la hora de la locura. Es por eso que mis cuadros no son muy prolijos. Como este (me señala un cuadro), lo he pintado con pintura de paredes, con lápices, plumones, lo que aparezca en el camino.

¿Y vieron tus cuadros? ¡Y les encantaron! Así que me encargaron dos murales de seis metros y medio por dos y medio, y para mí fue un reto enorme. Tenía los dos lienzos gigantes, los miraba y decía: “¿qué voy a hacer?” ¡Estuve hasta pensando en devolver la plata! Incluso llamé y pregunté: “¿cuál es la posibilidad de no hacerlos?”. “Ni una”, me dijeron, “tienes que darnos los cuadros” (se ríe). Fue toda una aventura, los presenté, llegó el dueño, Pedro Brescia, y todos estaban felices. Eso para mí ha sido como un detonante. Lo que significa… Que a partir del próximo mes voy a trabajar la mitad del tiempo en arquitectura y la otra mitad en pintura. ¡Felicitaciones! Es que siento que la pintura es un tema de oficio; es toda una chamba, no es algo que pueda hacer en mis horas libres. Cada cuadro que pintas es una evolución, pintas uno y dices: “la próxima ya no va a ser así”. Luego ya estás pensando en cómo vas a hacer el otro, y eso requiere tiempo.

Camisa: Levi’s Zapatillas: Puma

69


70 ¿Cuántos cuadros has vendido hasta ahora?

Me voy al sur. Cuando uno está viejo se pone un poco más exigente con las olas (se ríe).

41 cuadros. Un huevo…

¿Qué tal ves el cine estos días?

Un huevo de cuadros y, gracias a Dios, la demanda no ha bajado. ¿Lees? Soy fanático de la Beat Generation, me encantan Jack Keoruac y Paul Auster. ¿Qué música jamás vas a dejar de escuchar? Me encanta el jazz, Herbie Hancock, por ejemplo. También escucho dub y reggae, Lee Perry me encanta, los Beastie Boys también. Y ahora que todos los grupos tienen parada obligada en Lima, ¿has ido a algún concierto? La verdad es que no soporto mucho las multitudes, me gustan más los conciertos chicos. Por ejemplo, al festival de Jazz sí voy siempre. Has sido tablista toda tu vida, ¿por qué te gusta tanto? Corro tabla desde los 7 años, trato de ir tres veces por semana, en las mañanas. Es que es bien bacán. Te relaja, pero además te da una disciplina de vida. Es una forma de zafarte de los malos hábitos.

70

¿Corres aquí en Miraflores?

Camisa y jean: Levi’s

La verdad, no he visto nada hace poco, pero en general veo cine como mierda. Me gusta el cine antiguo, Fellini es un director que me encanta. Jarmusch también me parece genial. ¿Cuál es el plato de comida al que nunca te negarías? Al pescado, definitivamente. Me encanta la comida del mar, podría comerla todo el día, en el desayuno, el almuerzo y la comida. ¿Cuál es tu momento perfecto del día? Con mi familia, definitivamente. En la casa todos dibujamos, mi esposa se sienta a leer, pero a mi chibola y a mi chibolo los pongo a pintar, les traigo papel, una caja de plumones abierta y así la pasamos. Eso quiere decir que te gustaría que se dediquen a… A lo que ellos quieran. Eso me va a hacer feliz.


71


Av. Primavera 609, Chacarilla

www.amarige.com.pe

T: 319.0090


recomienda The Reeling Passion Pit

See The Sun The Kooks Totalmente indecisa sobre qué recomendar, me crucé con el siguiente playlist en la página 8tracks.com: Songs to lie on your bed and stare at the ceiling to. La primera canción que sonó fue See The Sun de The Kooks. Me atrapó desde el inicio aunque pueda ser un poco despechada. - Fiore

De las bandas indie pop, la mejor. Todos sus músicos a excepción de Michael Angelakos, el vocalista, se graduaron de Berklee College of Music. The Reeling fue su primer tema en alcanzar éxito como canción alternativa en los charts del Billboard 2009, contando con un videoclip igual de alucinante. Chequéenlo. - La Bebé

Echoes Pink Floyd Esta canción es un buen final para el álbum Meddle. Una genial mezcla instrumental y de sonido envolvente que genera sensaciones increíbles. - José Andrés

Listen Without Prejudice George Michael Este disco noventerazo sirvió para alejar a George Michael de su etapa Faith atreviéndose a hacer algo más personal, contando con colaboraciones desde Stevie Wonder hasta Mick Jagger. La canción bandera de este disco fue Freedom 90 (el famoso video de las supermodelos), recontra pilas, pero en general el disco es súper relajado y un buen compañero de viaje. - FritoLays

Pop Artificielle LB Quiero imaginar que cuando los arqueólogos encuentren los restos de nuestra civilización e intenten escuchar nuestros primitivos mp3 con su avanzada tecnología, la música sonará como Atom Heart la alucinó. - vaNyoCa

3 Rounds And A Sound Blind Pilot

Oh Land Oh Land Necesito gritarle al mundo sobre la existencia de Nanna Øland Fabricius, una bailarina convertida en cantante que nos invita a sumergirnos en su universo de música y videos. - antoinRed

Ultimate Pet Shop Boys Luego de 10 álbumes, 7 compilatorios, 5 EPs, 2 discos en vivo y hasta el score de un ballet, es imposible que Neil y Chris pasen desapercibidos en nuestras colecciones musicales. Como no pude escoger un solo álbum, mi recomendación es este compilado, no solo de hits, sino también de algunas canciones menos conocidas que son un buen punto de partida para empezar a quererlos. - Dani

Ordena tu cuarto. Pon este disco, abre las ventanas para ver la ciudad totalmente oscura y empieza a ordenar. Pon play, saca las cajas, abre los cajones, revisa debajo de la cama y empieza a acomodarte otra vez. - JoC

Transparent Things Fujiya & Miyagi Este grupo es medio inédito y tiene varios discos que me gustan. En particular le tengo cariño a este porque es uno de mis favoritos para trabajar. Tienen un manejo del bajo tan genial que es inevitable querer replicar el sonido moviendo la cabeza, pero siendo lo suficientemente suave para no interferir con lo que estés haciendo. - RUF

73


Texto: Jes煤s Alzamora Ilustraci贸n: Larvoratorio

74


El Perú es un lugar donde se hacen pocos largometrajes, sin embargo, es evidente que hay metros, hasta kilómetros, de historias por contar. El cine peruano, entonces, ¿es una industria? No necesariamente. ¿Un negocio? No estoy tan seguro. Es más que nada un arte que requiere mucho trabajo, muchas ideas y mucho talento. En los últimos dos años se estrenaron más de diez películas nacionales, y una de ellas fue nominada al Oscar. Sí, Osquitar. Eso antes parecía un sueño inalcanzable, como el Mundial. Pero, bueno, pasó. La película casi gana, aunque fue superada por otra impecable. Igual fue un golazo para un país donde la mayoría de los recursos para hacer una película provienen de concursos o dinero enviado del extranjero. Conversando con algunos directores, me cuentan que hacer una película no es tan caro como uno creería. Es decir, es caro, pero si la idea es buena se puede lograr con esfuerzo y austeridad. Lo caro es que la película sea vista en los cines. Es ahí donde mi cerebro cruza chicotes y se pregunta: ¿por qué demonios? Esa debería la parte más simple del proceso. ¿No pones el disco y le das PLAY? Pues no; hay mil quinientas burocracias, trámites, gastos de distribución y logística, piratería y panes con jamón que hacen que muy pocas películas puedan cruzar el umbral para ser vistas en una sala decente, viéndose relegadas a quedarse en discos Princo que se irán despintando con el tiempo y que, probablemente, todos hemos comprado más de una vez. A continuación, presento una lista para ir poniéndolos al fresco sobre las películas peruanas que han dejado algún recuerdo en el público. Dejo en claro que está basada en una selección totalmente arbitraria y subjetiva de una encuesta a viva voz realizada en la calle, y quizá el recuerdo se deba a una imagen, un texto o un afiche. Son las siguientes: La teta asustada de Claudia Llosa, Días de Santiago de Josué Méndez, Máncora de Ricardo de Montreuil, Tarata de Fabrizio Aguilar, Contracorriente de Javier Fuentes León y Ella de Francisco Lombardi.

Propuestas que, tal vez en cuestiones de estética y contenido, se contraponen de las antiguas y muy respetables películas de los años 80 o 90, como La ciudad y los perros (inolvidable adaptación de la obra de Vargas Llosa), la cual, hablando de recuerdos de una película, brilla por la genial frase del personaje interpretado por Gustavo Bueno: “¿Qué pasa cadete, quiere una fotografía mía calato?”. Un texto iluminado, genial y además soltado por orden del director sin que los actores lo sepan, de modo que no se busque fingir la risa, sino sentirla, capturarla, apresarla. Eso tiene el cine, no es un ser vivo como el teatro, puedes probar y matizarlo las veces que quieras gracias a los populares botoncitos REC y STOP. “Esta toma quedó muy buena, pero quiero una más seria”. Listo. “Esta salió muy profunda, me sirve, pero quiero otra más ligera”. Vale. “Esta salió contemplativa, me sirve”. Excelente. Metes las tres en una computadora, las licuas y obtienes una escena armada con actores que trabajaron para contar puramente una historia y que sintieron diferentes sensaciones durante el proceso. Al final, uno ve lo que el director quiere que se vea, o tal vez no, y ahí está el arte de hacer una película. En ese concepto difuso que nos acerca a la realidad y nos hace sentir identificados. No es como la televisión, que corre a cien por hora vertiginosamente luchando por cumplir con las escenas del día. Es cierto, el tiempo siempre apremia, pero el cine permite disfrutar el momento. Más aun el digital, que por ser sustancialmente más barato, te permite grabar, grabar y grabar; cosa que con la latita mágica de cinta no se puede hacer porque a la mitad de la palabra “grabar” se te va todo el presupuesto. Largometraje (sust.): metros de cinta muy costosa.

75


COMO HACER UNA PELÍCULA PERUANA

El peruano de pie quiere ver más cine nacional. Me animaría a decir que ya pasamos algunas etapas: el terrorismo, las tetas gratis, las migraciones a la ciudad y tantas cosas más, ya bastante usadas. Es momento de crear historias particulares, que puedan pasar a la vuelta de la esquina.

País de las ideas El actor argentino Ricardo Darín, en la última conferencia de prensa que dio en Lima, dejó una idea flotando en la cabeza de todos los que nos encontrábamos ahí. Le hicieron una pregunta que bien podía sonar inocente o genérica, pero daba lugar a una respuesta bastante ilustrativa. “¿Qué es lo que se necesita para hacer una película?”. Honestamente, la pregunta estaba formulada de una forma algo más elaborada, pero la magia de la memoria permite modificar los recuerdos y generar una conclusión más hermosa. Darín, como todo genio que dice lo difícil de manera fácil, hizo gala de síntesis para decir: “y… la idea”. ¡Claro! ¡Estuvo ahí siempre y no la vi! “Yo pensé que iba a decir algo como un buen director, grandes actores, buenas cámaras, una producción que trabaje bien”, respondió el sospechoso interrogador. Darín, elegantemente, devolvió a dar el zarpazo. “Sí, claro, todo eso también, pero sin la idea nada está; si esta es suficientemente sólida, todo lo demás confabula solo”. Era tan bueno y genial que sonaba casi real. Me atrevería a decir que hasta se podría aplicar en un lugar tan complicado para hacer películas como el Perú. Él, básicamente, dejó la idea flotando. Un crack. Podría ser hasta un eslogan de autoayuda, como esas frases que escribe Coelho y que siempre se leen lindas, sin embargo, cuando las analizamos, nada tienen de nervio y pimienta, y carecen de todo vínculo con la realidad. Si te sirve, tómalo. Si tienes una idea, no la idealices, úsala. Me gustó mucho la conclusión, me dieron ganas de tomar mi cámara y ponerme a grabar. Solo falta la idea… y una frase memorable. Como la del cadete.

76

El peruano de pie quiere ver más cine nacional. Me animaría a decir que ya pasamos algunas etapas: el terrorismo, las tetas gratis (que están ahí porque son tetas, pues, y quién no quiere verlas un ratito a salto de mata, pero muchas veces no justifican el argumento), las migraciones a la ciudad y tantas cosas más, ya bastante usadas. Es momento de crear historias particulares, que puedan pasar a la vuelta de la esquina. Creo que si nos ponemos a pensar argumentos, hay muchos, la realidad nos los da y la imaginación también. Yo, como espectador, quisiera ver una película sobre una familia de cirqueros que llegó a Lima con una mano atrás y otra adelante, logrando tener ahora una empresa que genera empleo y riqueza. Quisiera ver una película sobre un tipo que salía a la calle a cazar con un martillo a todos los que abusaban de los niños de alguna manera. Me gustaría ver la historia de una mujer que decide vengarse de su esposo que le sacó la vuelta, acostándose con los seis hermanos de este y que al final lo consiga. Con toditos. Coexistimos dentro de argumentos, historias, éxito, drama, tragedia, comedia. ¿Cómo que no hay ideas? ¡Si vivimos en el Perú! Hay para regalar, solo hay que darle una vuelta de tuerca al tratamiento de la historia para que nos capture, dejándonos completamente absortos en la trama elegida. El uso de la teta en pantalla ya fue, ya aburrió, por sí sola no basta. Durante dos horas ni la ubre más hermosa conseguiría sostener una historia con solo verla, sin embargo, es en el giro que le damos a la situación donde está la historia. Claro, la teta por si sola ya caducó (para eso está Internet), aunque si la asustas se puede convertir en una historia increíble y tal vez puedas ganar un Oscar. O un Jorge, un Pedro, o lo que sea, pero siempre y cuando luches por contar una buena historia.


Artículo 1

77


78

PUMA Social Celebrando al atleta nocturno

78


José Antonio Villarán

Gustavo Bockos

¿Qué es un atleta nocturno? Antes de soltar una referencia a algún sujeto en buzo sintético de color neón trepado en las barras de los parques de San Borja a las 9:00 p.m., asuman la pregunta como retórica y permítannos explicarles de quiénes hablamos. Atletas nocturnos son aquellos que convierten los bares en estadios, que se unen a jugar una partida de billar o llevan a cabo una lucha por conquistar un número de teléfono. Son quienes se entretienen confirmando que el espíritu de la competitividad no solo se respira entre deportistas profesionales y quienes, además, ponen énfasis al verdadero espíritu competitivo del juego: la diversión.

Publirreportaje

79


Daniela Sánchez PUMA, en el marco de su campaña PUMA SOCIAL, ha desarrollado PUMA ID, un proyecto documental para redes sociales con el que busca celebrar a este deportista no tradicional. Esta es una iniciativa que tiene como objetivo impulsar la creatividad y el arte; no se necesita ni se busca transmitir una acción particular, lo que se quiere mostrar es una actitud. Para muchos, la identidad de las personas está representada por un documento que contiene su propia firma o huella digital, un sello personal y único que los diferencia del resto. Sin embargo, este proyecto propone que la identidad responde a otro tipo de valores; es la creatividad la que nos hace únicos.

Mozhdeh Matin

80

Publirreportaje


Neil Gayoso

Publirreportaje

81


Tony Robles

82

Publirreportaje


Jacques Ferrand

De acuerdo a la visión de la marca, se eligió a diez artistas peruanos que viven el día a día explotando al máximo su creatividad. De noche comparten sus ideas y experiencias, para luego despertar y disfrutar haciendo lo que más quieren: crear. Mediante una serie de videografías seguimos a Neil Gayoso, Jacques Ferrand, Marco Sueño, José Antonio Villarán, Gabriel Lama, Gustavo Bockos, Daniela Sánchez, Mozhdhe Matin, Andrea García y Tony Robles, quienes nos dan a conocer cuál es su forma de ver el mundo, dónde encuentran su motivación e inspiración, qué proyectos tienen y cómo funciona su proceso creativo.

Publirreportaje

83


Gabriel Lama

La idea de PUMA ID es que podamos descubrir que existen muchas formas de ser artista, de ser creativo y de propiciar el cambio. Es importante notar cómo una buena actitud y el encontrar diversión y pasión por lo que uno hace son parte clave de este discurso.

84

Publirreportaje

PUMA, como marca, se enfoca en vislumbrar un mundo más seguro, más pacífico y más creativo. Desde el 2008, la iniciativa puma.creative busca unir artistas y organizaciones para ofrecerles una plataforma de intercambio creativo con exposición internacional. De este modo se busca fortalecer un movimiento generalizado que apoye a artistas, proyectos artísticos y exhibiciones a nivel global.


Andrea GarcĂ­a

Publirreportaje

85


Portafolio

Luis Herrera

86


87


88


89 89


90


91


¿Quién Gana?

Chifa Sabemos que el chifa, tal como lo conocemos, es una cocina completamente peruanizada. Inspirado inicialmente en la cocina tradicional cantonesa, el chifa que hoy en día comemos se presenta mediante una gama exorbitante de menús, platos y combos que componen sabores que ya se han vuelto parte de nuestro bagaje cultural. Entre los chifas tenemos una serie de opciones que se adaptan a nuestra ubicación, hambre y presupuesto, de modo que podemos decir con confianza: hay para todos los gustos. Nadie podrá decir que le fue difícil encontrar uno, o quejarse de lo elevado de sus precios. Tenemos que admitir, además, que cuando uno tiene antojo de chifa, TIENE antojo de chifa. No podemos evitarlo. ¿Será el wantán? ¿La seductora mixtura agridulce que reconocemos en sus colores y olores? ¿O la mística forma en la que podemos combinar cualquier plato y/o fuente de la carta obteniendo una suculenta composición? Lo único que queda claro es que no solemos decepcionarnos (cuando conocemos el local en cuestión) y que una Inca Kola helada es el complemento idóneo para cualquier selección chifera. Todos podemos identificarnos con el momento en que llega la fuente humeante de arroz chaufa, listo para ser combinando con el plato finalmente elegido.

Sushi Fuera de la moda y la fama glamorosa que lo rodea, el sushi se ha convertido en una opción deliciosa de comida, donde impresiona además la versatilidad de los productos y sabores ofrecidos. Debido a nuestra mágica mano culinaria, los peruanos hemos transformado el original sushi japonés, utilizando nuestras propias recetas para generar fusiones que dejan boquiabierto a cualquiera, local o turista. Cabe resaltar que la popularidad ha recaído principalmente en los enrollados de arroz o makis, ya que el sushi per se consiste en porciones de arroz cocido cubierto de alguna proteína como mariscos o pescado, por lo general crudos. Sin embargo, los makis son los reyes del sushi peruano. Vienen en fracciones que permiten perfectos bocados; podemos comer 30 y nadie se dio cuenta. Hoy en día son presentados crudos o empanizados y fritos, los acompañan con sabores que reconoceríamos en nuestros criollísimos cebiches y tiraditos. El relleno es tan importante como la salsa que los corona, de modo que es la combinación de ambos sabores la que hace de cada receta una pequeña obra de arte. El sushi es, entonces, rico, bonito y contundente, aunque no parezca lo último. Si bien no es la opción más barata del mercado gastronómico, tomemos en cuenta la técnica cuasi artística que requiere la preparación de algo tan exquisito y tan bien presentado.

Para votar visítanos en www.revistagaleria.pe

Resultado ¿Quién Gana? edición 04 - Cusco: 69% vs. Máncora: 31% 92

Fotos: JoC Escudero Agradecimiento: Fung Kuan, Wasabi


Cosas para ver Vecinos Creación colectiva: Inés Coronado (Perú) y Rodrigo Chaverini (Chile)

Casa Agárrate Catalina! Jr. 28 de Julio 277, Barranco. (espalda de la biblioteca de Barranco) Informes y Reservas: 247 5860 16, 17, 18 de setiembre.

Los bailarines/coreógrafos Inés Coronado y Rodrigo Chaverini se conocieron en el II Festival Internacional de Arte FRONTEIRAS en Sao Paulo-Brasil, en el 2009. Esta experiencia motivó a los artistas a continuar en contacto, con el objetivo de desarrollar una propuesta artística a distancia. Es así que, en febrero del 2010, presentaron junto a Adrián Figueroa (Costa Rica), la pieza Online, en el marco del XX Encuentro de Danza en Pequeño Formato de Espacio Arte Nimiku (Chile).  Este año, Inés y Rodrigo buscan nuevamente un diálogo a través de la danza y los medios virtuales de comunicación para crear una nueva propuesta artística. Esta pieza se basa en las interferencias de la comunicación, el significado de la voz en relación a la distancia geográfica, contando para ello con una instalación audiovisual que nos introduce en un mundo de sonidos, imágenes y sensaciones de dos ciudades similares pero a la vez muy diferentes.

Abstracciones Inciertas Artista: Miguel Andrade

Revolver Galería General Recavarren 298, Miraflores.

En el 2010, en el marco del proyecto “Monumento Lima”, Miguel Andrade Valdez elaboró un registro exhaustivo de un cuantioso número de esculturas públicas dispersas a través de la ciudad de Lima. Este fue un punto de partida para un proyecto más amplio, centrado en distintas manifestaciones del arte urbano y el arte público que impregnan la ciudad de Lima con un lenguaje visual particular, una idea de abstracción pura. Este nuevo proyecto, Abstracciones Inciertas, pretende poner en evidencia el desplazamiento de los signos que se perciben en distintos ambientes que van desde la alta cultura hasta la cultura popular y viceversa. Miguel Andrade es un artista peruano basado en México, D.F. Ha participado en distintas exhibiciones en Chile, México e Inglaterra. Recientemente fundó “Rancho Estudio” en el D.F., junto con su socio José Carlos Martinat. Este es un espacio que tiene como objetivo la exploración creativa en medios diversos con aplicaciones no convencionales.

93


El Plato

Ensalada de queso Camembert Dánica Chef: Vanessa Siragusa Av. Armendáriz 524, Miraflores

No todos son fanáticos de las ensaladas, pero definitivamente hay algunas a las que es casi imposible negarse. Esta opción de Dánica juega con una combinación de ingredientes que logra dar forma a un plato delicioso. Una de las razones es que cuenta con una genial base de hojas verdes: lechuga, arúgula, albahaca y espinaca. Se complementa luego con deliciosos champiñones salteados (nunca fallan), bastones empanizados de queso Camembert (evidentemente los protagonistas del plato y con justa razón, ya que son espectaculares), tomates deshidratados confitados (que deberían llevarse el premio a mejor ingrediente de reparto por el preciso toque de dulce que aporta) y todo envuelto en una maravillosa vinagreta balsámica. Sabemos que este restaurante tiene un repertorio increíble de platos, pero no dejen pasar esta opción tan rica como ligera. Foto: JF Melgar

95


Porque Sí

96


Carta Abierta Estimados usuarios que venden cosas por Facebook:

Para que no se malinterprete el punto que trataremos a continuación, queremos esclarecer exactamente a qué nos referimos cuando hablamos de la gente que utiliza Facebook como medio para vender cosas. No nos referimos a las marcas o empresas que hoy en día tienen un fan page y lo utilizan para promocionarse o generar mayor interacción con sus consumidores. En este caso está bien; nos atreveríamos a decir que es hasta parte necesaria dentro del manejo óptimo de una empresa que busca ser actual y vigente. El problema es cuando tú, estimado usuario regular de Facebook, decides que es una genial idea taggear* a la mitad de tus contactos en la foto de un reloj, una cartera, un zapato o una pulserita artesanal que has traído cual mayorista de alguno de tus viajes. Facebook es una red social. Redes comerciales hay miles, se han creado incluso antes que Mark Zuckerberg descubriese lo que era masturbación. Ahí puedes vender, comprar y/o subastar las joyas de tu mamá, una llanta, un iPhone, un bebé de Belice, un Nintendo Wii o variedades de queso cajamarquino. Es precisamente el objetivo de estas páginas el proporcionar un espacio para compradores y vendedores interesados en determinados productos, de modo que se facilite groseramente el trámite para ambas partes. Ahora bien, Facebook no es así. Los usuarios quieren ver fotos, videos, compartir links o páginas interesantes. Algunos disfrutan incluso revisando la vida de sus amigos, enemigos, stalkers o amantes, no importa. No nos importa porque, finalmente, cumplen con el objetivo “social” de dicha web. No interfieren con nadie ya que todos están en la misma nota. Sin embargo, todo cambia cuando nos llega esa tóxica notificación que te indica que has sido taggeado en una foto, entras al link para verla y resulta ser un conglomerado de llaveritos cojudos con dibujos de monstruitos multicolores para diferenciarlos entre sí. Entras en un espiral de furia que empeora cuando te das cuenta que tan solo eres una de las 250 personas taggeadas en esta imagen que, para colmo, culmina con una frase debajo que dice: “Llaveritos UglyBubbly, a solo S/. 15.00 c/u!!!! Aprovechen!”. No solo el destaggeo es instantáneo, sino que incluso consideramos seriamente eliminar a esa persona de nuestra lista de amigos. Así que, por favor, les rogamos no fomentar este intrusivo método de compraventa. Cuando revisamos nuestros álbumes de fotos estamos esperando vernos sonrientes en algún lugar con nuestros amigos o familia, o, por último taggeados en algún objeto ocasional que represente un chiste interno que jamás entenderás; sin embargo, encontrar en su lugar una fotografía de diversa y colorida bisutería coreana, nos logra perturbar sobremanera.

Atentamente,

*¿Taguear? ¿Etiquetar? Esta palabra se ha prostituido tanto que no parece sonar bien escrita de ninguna manera.


El Directorio Bloom CC. Larcomar Tda 244, Miraflores 444 0882

Nitro Malecón de la Reserva 713, Miraflores 445 6264

Dánica Armendariz 524, Miraflores 445 8743

Ona Saez C.C. El Polo II 437 6589 Anexo 549

Dédalo Sáenz Peña 295, Barranco 652 5400

Paula Cahen D’Anvers Miguel Dasso 116, San Isidro 212 5826

El Closet de mi Hermana Colón 380, Miraflores 99 428*4588 / 4443649

Sirana Miguel Dasso 120, San Isidro 222 1731

Elfer Castro Paseo de la República 5080, Miraflores 992 559 400

Two Music CC. Larcomar Tda 216-217, Miraflores 445 9382

Galería Delbarrio Bernardino Cruz 148, Chorrillos 251 9111

Wasabi Mariscal La Mar 1292, Miraflores 421 8882 wasabi.com.pe

Kosiuko C.C. Jockey Plaza Tda. 257, Surco 250 1921 kosiuko.com Levi’s C.C. Jockey Plaza Tda. 129, Surco 435 3245

Vanity Hair Ingrid Fernandez Stoll Maquilladora Profesional Benavides 2344, Miraflores 448 1134 vanityhairperu.com

Nos parece increíble ver cómo el tiempo avanza y darnos cuenta que estamos publicando ya nuestra quinta edición. Mes a mes corroboramos que todo esto es posible gracias a la ayuda de mucha gente. En esta edición nos gustaría agradecer como siempre a nuestros amigos ejecutivos por seguir creyendo en nosotros y exigirnos cada día más de nosotros mismos. Al Nene por su arte fuera de este mundo y por tener una paciencia única con los plumones, a Pancho Parodi por la buena onda de prestarnos su megadiscoteca, a Meli por revolcarse en el barro y jugar con gusanos sin decir nada, a Gabrie por ponerse ruleros y a Eder por dejarse la uña larga. A Sándalo porque nos encantó su ropa y su actitud y a Mariana por sus poderes del hair and makeup. A Uchi por venir a la oficina más de una vez y tener USBs embrujados. A Da y a Gabriel por pasarnos esos datos clave, a la tía Rosario-Gi (nunca Charito) por sus sombreros inéditos, a Fernando Asato por su rolls deliciosos y su magia del oriente, a Diego Gargurevich por sus tips coreográficos y a Guapo porque ya tiene su propia foto.

Mariana Lefevre 991 132 893 marianalefevre@hotmail.com Marco’s: Salón & Spa Primavera 1688, Monterrico, Surco 344 1011 / 344 0125 marcossalonspa.com

Si consideras que tienes, o conoces a alguien que tenga, un trabajo que debería de estar publicado, ya sean textos, fotos, historias, pinturas, diseños o exposiciones caseras de macramé, nos gustaría revisarlos. Si tienes talento (pero de verdad) para algo en particular, háznoslo saber.

info@revistagaleria.pe 98


La Cita

“El trabajo bueno no es barato. El trabajo barato no es bueno.” Norman “Sailor Jerry” Collins

99



Galeria5