Page 1

REVISTA by Creative Latin Media LLC

La Tortuga Bogotรก, Noviembre de 2007

www.talleresesperanza.org

No. 001

1


2


CartaEditorial

CartaEditorial María de los Angeles Durán M.

Directora “Talleres Esperanza”

H

ace 25 años en Colombia, no existía una institución dedicada al desarrollo de las capacidades de los que en aquellos días denominaban “limítrofes”. Seres que aunque iniciaban una educación formal, se encontraban ante un límite de sus capacidades intelectuales que no les permitía continuar los estudios estandarizados por la educación, para llegar a ser bachilleres o profesionales en una vocación u oficio. Por otra parte, no existían instituciones ni privadas ni gubernamentales que entrenaran en un arte o labor a los jóvenes que no lograban los fines educativos. Gracias a los avances médicos y a la interdisciplinariedad de las ciencias neuro-psico-fisiológicas, que han dado respuesta y alternativas para observar desde otros ángulos la deficiencia cognitiva, el llamado retardo mental tiene una connotación diferente. La investigación en torno a una pedagogía que incluya a todos los seres humanos y el pleno desarrollo de sus potencialidades, ha traído como consecuencia que se mire la inteligencia con otros ojos. Los seres humanos poseemos muchos talentos; y nuestro cerebro tiene la capacidad de compensar las carencias de tal manera, que la posibilidad de ser educados, formados y preparados para un oficio depende más de la cultura y de la sociedad. Hoy se abre el espacio que Talleres Esperanza pretendía hace 25 años. Una inclusión educativa y laboral que permita a personas con algunas diferencias, encontrar un futuro de afecto y calidad humana, donde mediante el trabajo se sientan personas dignas y esperanzadas,

personas que puedan valerse por sí mismas, por sus propios méritos y esfuerzos. Talleres Esperanza por su carácter social, ha buscado para los jóvenes que se forman más que privilegios, una oportunidad. Con su misión clara al servicio y en beneficio de la discapacidad cognitiva; y gracias a la apertura que la sociedad colombiana les empieza a ofrecer, el objetivo cumbre se está realizando. Un porcentaje de jóvenes capacitados y entrenados al interior de la institución, se han vinculado laboralmente a la empresa pública y privada, o han creado sus propios negocios con el apoyo de sus familias. La tarea ahora, es continuar con la firme creencia en las capacidades de cada ser que llega a nuestra puerta, e insistir en el propósito de mejorar su calidad de vida, mediante la formación integral y el trabajo en equipo Familia-Aprendiz-Institución, acompañados siempre por la ESPERANZA que tiene forma de TALLER.

“Talleres es mi casa, un hogar”: Gloria Romero Díaz “Talleres esperanza es cuando uno está feliz y cuando uno está con sus compañeros, como si fuera nuestra propia casa”: Natalia Bejarano Morales “Talleres Esperanza para mí es la casa, mi casa, mi hogar”: Miguel Santiago Valencia Sánchez.

3


NOTICIAS UNA SEMANA DE CULTURA Y DIVERSIÓN

NUESTRAS “RUMBEADITAS”

Por: Juan Carlos Armengol

Por: Juan Carlos Herrera

D

NOTICIAS

urante nuestro tradicional paseo anual, que este año realizamos durante el mes de septiembre, yo me divertí mucho, gocé demasiado, puesto que caminé, bailé, me reí como un loco y estuve feliz porque baile con una chica bastante hermosa. Viví una experiencia única, rica y buena. La comida estuvo deliciosa y del bus que nos llevó a Villavicencio debo decir que su conductor, Don Joselín es muy buena persona.

E

n la semana cultural hicimos muchas actividades, pero la más importante fue el estudio y la investigación de cosas de los grupos indígenas y también la presentación. Vimos videos y libros. El segundo día de la semana nos visitó el gobernador del resguardo indígena de cota y nos mostró imágenes de gran importancia para ellos. Algunos días después pudimos visitar el resguardo y conocer la forma en que los indígenas perciben el mundo. Para las investigaciones que realizamos, a mi me tocó el grupo de los Calimas que es un grupo del cual no se sabe mucho, por que no tuvieron mucho contacto con los españoles y los españoles llegaron a América el 12 de Octubre de 1492 y según los estudios estos indígenas desaparecieron alrededor de 1600,. Nosotros hicimos ese grupo, pero pudimos conocer de todos los grupos indígenas desde los Taironas hasta los Huitotos en el sur del país. El último día hicimos las presentaciones y todos nosotros vestimos, según el grupo que a cada uno le tocó, se mostraron los alimentos, se habló de las costumbres y de la ubicación geográfica. Esto nos aportó muchísimo por que eran cosas que nosotros no conocíamos de nuestros antepasados y fue mucho lo que nos enseñó; no solo conocimos sobre las creencias de los grupos, sino todo lo que sabían hacer, como lo hacían y todo eso, por ejemplo: el oro, los tapices, la alfarería, algunas de sus formas de cocinar, alimentos propios y demás. Me gustó mucho la actividad y a todo el grupo le gustó aprender de una manera divertida.

4

Durante los tres días molesté y me reí como suelo hacerlo, vi las vacas chismoseándonos cuando pasábamos y parecían ponernos cuidado, como si nos escucharan, nos fuimos y ellas muy vacanas se fueron también, y todo en el calorcito del clima llanero y esa linda música.

Esos días nos bañábamos a toda para estar listos y gozarnos las echadas a la piscina. También jugamos dominó, jugamos muchas veces e hice reír a casi todos. Me gusta mucho los paseos de integración con “rumbiadita” y todo lo que disfrutamos juntos.

BAZAR 2007 UN DÍA PARA COMPARTIR

Y

Por: Riva Plotnicoff

o sabía que ya se acercaba el día del bazar, mi hermano me lo dijo y yo empecé a ver los preparativos. En estampación se hacían camisetas, el papel, las cajitas y todo para vender. En repostería se hicieron rollos de espinaca y pollo, pasteles y deliciosos postres. Yo comí poquito, porque me engordo, pero todo se veía provocativo. También hicimos tarjetas con distintos motivos y en cerámica pocillos, placas y varias cosas que se vendieron. Ese día llegué tempranito para disfrutar del solecito y porque venían mis invitados y yo quería estar allí para atenderlos. Les pude mostrar lo que hacemos y les di un “tour” para que conocieran. Me divertí mucho, bailamos y jugamos, yo me gané un regalito porque participe en todos los juegos, lanzamos pelota y bombas con agua y aunque el aguacero no nos dejó jugar más, la pasé contenta

y logramos estar contentos mi novio, mis amigos y yo. Además le pude presentar mi novio a toda mi familia. Todas las familias me parecieron queridas, yo los vi felices y contentos, comiendo, viendo y comparando nuestras tarjetas y todos los productos que hacemos. Creo que se deben seguir haciendo los bazares para que haya más integración de las familias, para que se conozcan y todos sean más amigos.

“Talleres es estampados, dibujos, trabajar”: Juan Camilo Tobón Merizalde “Talleres es emoción, los compañeros, estar contenta, las clases. Me emociona porque los profesores nos motivan”: Helena Rodríguez Montoya “Talleres Esperanza es una Universidad”: Carolina Duque Villaveces


Nuestros Alcances… Nuestros Alcances…

Por: Luis Alberto Yepes Gerente General Alkosto y K.tronix

E

n ALKOSTO Y K-TRONIX nos sentimos orgullosos de tener en la actualidad como parte de nuestro equipo humano a 119 Jóvenes Empacadores con Discapacidad Cognitiva de la Fundación Best Buddies, quienes hoy en día son el sello de nuestros Almacenes y de nuestro programa de Responsabilidad Social Empresarial. Queremos invitarlos a conocer la esencia y la filosofía de este Programa y compartir los logros obtenidos y el gran impacto que ha tenido no sólo en nuestro trabajo, en los almacenes y en nuestros clientes, sino también en todos y cada uno de nosotros, en nuestras vidas y en nuestra manera de ver la discapacidad en el país. Para ALKOSTO, responsabilidad social empresarial es el compromiso que adquirimos como compañía y como personas, de trabajar y gestionar proyectos que van más allá de nuestro deber ser y con los que buscamos contribuir con el desarrollo del país. En Alkosto hemos decidido apostarle a varios proyectos, dentro de los cuales se encuentra nuestro Programa de Desarrollo de Oportunidades Laborales, que emprendimos con la Fundación Best Buddies, para ayudar a las personas con discapacidad cognitiva en el país. Cada una de estas personas han pasado por un proceso de selección y evaluación de sus competencias laborales, pues nuestro objetivo como empresa es generar oportunidades de empleo para el desarrollo de habilidades en un oficio y espacios de integración social para este tipo de población. Los logros obtenidos hasta el momento con el grupo de 119 jóvenes en cada uno de nuestros almacenes han sido los siguientes: 1. Adquirir y mejorar las habilidades sociales de los jóvenes empacadores. 2. Desarrollo de la confianza y credibilidad en si mismos. 3. Mayor autonomía y satisfacción de ser útiles en la sociedad. 4. Conocer y valorar sus capacidades y visualizarse como personas productivas.

»

Miguel Santiago Valencia Sánchez

5. Mejorar la autoestima a través de la aceptación grupal y manejo de situaciones con los clientes. 6. Incrementar en nuestros colaboradores la conciencia social y el desarrollo de pertenencia e integración con los jóvenes.

»

Alvaro Buriticá Díaz

gos del Alma, son las personas que han llegado a revolucionar nuestro modo de ver la vida, que nos enseñan en el día a día, que nos desbaratan con una sonrisa y que en definitiva nos hacen más humanos…

Compartimos con nuestros empleados el hecho que Y los beneficios para cada uno de ellos, y para cada hoy en día el convenio ha sido postulado para ser incluido dentro del Programa de Formación de Aprendiuna de sus familias según los testimoniales, han sido ces del SENA y gracias el adquirir rutinas, habial impacto y resultados lidades sociales, vencer del modelo de nuestro la timidez, mejorar en EN ALKOSTO hemos consagilidad y destreza moprograma de Desarrotruido nuestra propia triz, autonomía, fluidez llo de Oportunidades definición: Los Amigos del Laborales de ALKOSTO verbal y algo muy imAlma, son las personas y K-TRONIX, otras importante la capacidad que han llegado a revoluportantes compañías de ahorro y crecimiento cionar nuestro modo de nacionales y multinaciopersonal. ver la vida, que nos ennales en nuestro país, señan en el día a día, que Por ello y todo lo anterior decidieron también nos desbaratan con una sumarse y replicar esta EN ALKOSTO hemos buena práctica al inteconstruido nuestra prosonrisa y que en definitiva rior de sus empresas. pia definición: Los Aminos hacen más humanos…

“Talleres es chévere”: Marcela Aguilar Garzón. “Talleres es familia, alegría y compartir con los amigos y profesores”: Cindy Jordan Kunzel “Talleres Esperanza significa para mí, estar contento, es una casa tan agradable, teniendo que hacer, para que los instructores nos puedan enseñar algo nuevo”: Diego Posada Castrillón.

5


Una Historia revestida...

Una Historia revestida de Esperanza Por: Martha Lucía Movilla D. Master en Psicología de familia. Psicóloga de la institución hace 15 años y Coordinadora convenio enio inclusión laboral.

Existe un grupo de padres de familia que convirtió un sueño en realidad… una realidad construida con la fuerza del amor y la férrea voluntad de quienes creemos que los seres humanos en cualquier condición podemos superarnos a nosotros mismos.

E

s una historia con magos, hadas ocultas, ángeles protectores y protegidos, princesas valientes y príncipes guerreros que vencieron los dragones que amenazaron con arrebatarles ese sueño. Escribir la semblanza de tantos años, llenaría páginas innumerables y aún así, el papel no podría contener todos los eventos que entretejen la Historia de Talleres Esperanza. Por ello intento resumir la cronología que sustenta lo que somos y que hoy nos permite celebrar con orgullo los primeros 25 años.

con discapacidad cognitiva, convocaron a un grupo de familias con la idea de replicar el proyecto de talleres de trabajo protegido, que conocieron en Chile. Clarita, como se llama la hija de los esposos Gaitán, se convirtió sin saberlo en el pretexto que haría trascender un interés particular al beneficio de muchos. Cuatro meses después (Marzo de 1983) se aprobaron los estatutos y se inició la capacitación en talleres de repostería, Jardinería y Tejidos que contaron con la asistencia de 15 jóvenes.

En el año 1982 Hernando Gaitán y su esposa Ligia, interesados en mejorar la calidad de vida de su hija Surgió entonces la necesidad de crear un símbolo y la tortuga con alas se constituyó como nuestro emblema. La naturaleza lenta de la tortuga era dotada con alas que le permitían llegar más lejos. Esa era la visión que se mantendría a través de los años y que sin duda alimentaría el cumplimiento de cada empeño. Seguimos creciendo y en 1987, cuando el Ministerio de Hacienda expidió la resolución que nos calificaba como institución sin ánimo de lucro, ya contábamos con la asistencia de 23 jóvenes y se había creado un nuevo taller: Cerámica.

6

En 1990 falleció doña Ligia Díaz de Gaitan, su legado se había fortalecido y ello se reflejaba en una mayor cobertura. En ese año ya se atendía una población de 34 aprendices, se había comprado la segunda casa ampliando las instalaciones y se creó un nuevo taller, Encuadernación. Como buena semilla, la Esperanza creció y siguió dándose a conocer. El año siguiente la institución participó en las Olimpiadas Especiales de Miniápolis Estados Unidos. Se otorgó el 4% de becas y se realizó la primera exposición y venta de productos elaborados por los jóvenes del taller. La era de los sistemas llega en 1993 de la mano del primer computador comprado por la institución. Algunas remodelaciones enmarcan el trabajo de 45 trabajadores y artistas en 6 áreas distintas: artesanías en madera, repostería, cerámica, tejidos, encuadernación y estampación; reciben instrucción deportiva, refuerzo en el área intelectual y apoyo psicológico.

“Talleres es querer, ser tolerante, hablar y rezar”: Juan Mauricio Castaño Quintero “Talleres es compartir con los profesores y compañeros nuestros deseos, nos enseñan a hacer cosas bonitas”: Diana Antonieta Medina Morales “La vida en una frase es Talleres Esperanza”: Alfredo Cubillos del Vasto.


En 1995 muere el Doctor Hernando Gaitán, pero sin duda su espíritu se quedó en esta obra, apoyando las 51 familias que para entonces conformaban la institución. La esperanza de muchos se formaba en este taller y por ello urgía mantener la entereza. En 1996 se abrió la entrada a patrocinios de la empresa privada para jóvenes con distintas posibilidades económicas, de tal suerte que el grupo ya era de 55 aprendices. En este año se realizó el primer bazar de integración y se creó la coral, un grupo de voces ejemplares que, con disciplina y excelente dirección lograron grabar un CD. Y actualmente permanecen y nos representan con calificación sobresaliente.

Por: Juana Carolina Mariño Vergara Diez y siete años atrás yo era una joven inexperta y con un hijo de seis meses. Llegué a Talleres por el puesto de asistente de dirección y la directora, de ese entonces, María Cecilia Castro, me recibió con una cálida sonrisa. Me preguntó: ¿Qué experiencia tienes? Pensé ¡¿Experiencia?! En ese momento entró un muchacho con una espina en el dedo, yo me olvidé de mi entrevista y me apresuré a sacar de mi cartera un depilador, me puse en la tarea de sacar esa espinita, un poco difícil de coger, pero finalmente lo logré. La espinita salió. Aterricé y me volví a sentar. En ese instante, María Cecilia me dice: “el puesto es tuyo, eres la persona que buscamos”. Tuve la fortuna de trabajar muchos años con el Doctor Hernando Gaitán. El sembró en mí enseñanzas que nunca se borrarán. Era un hombre justo, luchador, trabajador, estricto y entregado hasta su último día, a su gran obra, Talleres Esperanza; conformada por jóvenes que a su vez, nunca terminan de darme lecciones de vida, con sus risas, llantos, su amor sincero; anécdotas hermosas que llegan a mi mente. Dejo mis recuerdos, vuelvo al año 2007, miro a mi alrededor y veo a Romerito con escaso pelo y observo que a mí y algunos muchachos, ya se nos asoman las temibles canas; pero me siento feliz, nuestro espíritu se conserva joven y lo más importante, el Doctor Gaitán, en donde esté, se encontrará satisfecho y orgulloso, pues han pasado 25 años y su gran obra sigue creciendo, gracias al excelente grupo de trabajadores que la conforma, que lucha junto con todos los padres de familia para que la institución continué fortaleciéndose y pueda albergar más aprendices; que no se pierdan la oportunidad de entrar a éste hermoso mundo que es Talleres Esperanza. Parece que fue ayer, pero el tiempo sí ha pasado. ¡Mi hijo ya está por entrar a la Universidad!

Por: Patricia Mejía Herrera Educadora Especial Todos los días doy gracias a Dios por darme la oportunidad de trabajar con adultos con corazón de niño. Porque a través del tiempo, más que aprendices, son mis amigos y cómplices.

Por: La Ruana Instructora de Tejidos Aprendizaje y emoción, por una misma misión, de desarrollo laboral, manteniendo la ilusión.

Por: Carlos Eduardo Gutiérrez Instructor de Estampación De las cosas más sencillas de la vida: el amor, la espontaneidad, la alegría y tener el corazón abierto, son las que me enseñan todos los días mis muchachos.

Por: Pastor Jiménez Instructor de Encuadernación Agradezco de todo corazón, a la persona que tuvo la maravillosa idea de crear ésta institución: Don Hernando Gaitán; por la atención que podemos brindarles a éstas lindas personas que merecen un poco más de cuidado. Agradezco las enseñanzas que tienen para nosotros los instructores, porque de ellos se aprende el amor sin interés, la transparencia de una sonrisa sincera y la nitidez de una mirada agradecida; y ante todo, gracias a Dios, por permitirnos compartir con ellos tan bellos

Por: María Lucía Correa de Cañón Instructora de Repostería Los diez años que llevo realizando mi labor, han sido de gran enseñanza y experiencia para mí; es un trabajo de amor, alegría y entrega, donde se tiene una vida plena.

Por: Elsa María Arenas Instructora de Cerámica Se dice que “los ojos son el espejo del alma”. En verdad eso es cierto, sólo me bastó ver los de nuestros muchachos, para sentir que entraba a un mundo lleno de ilusiones, de sueños, de pasión por abrirme campo en este mundo; y sobre todo de ejemplo de superación.

Por: Martha Lucía Movilla D. Psicóloga En este espacio quiero dar gracias a Dios por permitirme compartir mi vida con los jóvenes, sus familias y toda la gente que he conocido a través de Talleres Esperanza. Esta ha sido una oportunidad para que mi vida contribuya a construir la esperanza de muchos, pero sobre todo para que la esperanza se mantenga viva en mí.

“En Talleres pasa uno bueno, divertido y aprende uno cosas. Es un hogar para hacer algo importante”: Sergio Andrés Herrera Ricardo “Para mí Talleres es amor, es unión, es donde te enseñan para que puedas defenderte por ti mismo en la vida”: Marcela Gómez “Talleres Esperanza es amor, armonía y caminar paso a paso mis metas”: Sara Patricia González Muñetón. “Es la casa donde me reúno con mis amigos”: Alfredo Meyer.

7

Una Historia revestida...

EXPERIENCIAS DE VIDA PARECE QUE FUE AYER…


Una Historia revestida...

Una Historia revestida de Esperanza

Los años pasan y los frutos de cada esfuerzo se ven reflejados en productos que año tras año mejoran en calidad y acabados. Nuestros resultados se convierten en ejemplo y fundamento para la creación de de otras instituciones con similares propósitos como lo son “Horizontes” en Bucaramanga y “avancemos” en Cali, cuyos directivos se refieren así mismos como una institución hija de Talleres Esperanza. Las familias se edifican y complacen al percibir la madurez que alcanzan sus hijos, los aprendices lograr un mayor desarrollo; imagen de ello es la contratación de uno de nuestros jóvenes en el Ministerio de Seguridad Social durante el año 2004. Dos años más tarde se firmaría el convenio con Best Buddies Colombia, que permite a algunos jóvenes capacitados en nuestra institución ser incluidos laboralmente en reconocidas empresas.

8

“Talleres es como la primera casa para mí, es lo mejor que me ha pasado, un taller que a uno lo ayuda”: Judith Vargas Sierra “En Talleres es una forma de trabajar donde producimos cosas bonitas hechas por uno mismo”: Andrés Franco Cortés. “Talleres es cariño, amor y alegría”: Ricardo Londoño Barbieri “Es una institución donde se aprende, donde me divierto y la paso bien”: Eddie Kattán Kuzman.


A LOS

Muchas luchas se han visto cristalizadas. El empeño por seguir creciendo se mantiene y por ello en el 2004 se inició el proyecto que renovaría las instalaciones físicas. Los espacios se adecuaron según las necesidades de cada taller, se ubicó un salón para instrucción en manejo de computadores y en el 2006, lo que fuera una meta figurada en planos, se materializó en obras; al finalizar el año, el aula múltiple abrió sus puertas para ser estrenada en la exposición y venta de productos.

HERMANOS Por: Maria Lucia Serna Londoño Presidenta Talleres Esperanza

Q

ue yo recuerde, desde los 12 o 13 años de edad, he participado activamente con mis padres en todo el proceso que conlleva tener un miembro de la familia “especial”, en mi caso, mi hermana Liliana, y es desde ese punto de vista que escribo estas líneas.

2007, Celebramos un año más, que nos hace visualizar mayores metas y nuevos retos para seguir empuñando nuestras banderas. Se estructuran nuevos folletos, publicidad y papelería, conservando nuestro emblema. Se crea nuestra página Web aumentando así las posibilidades de darnos a conocer y se establece el Plan padrino, orientado a la ampliación del servicio a la comunidad. Participamos en el proyecto Colombia Inclusiva, programado por el gobierno, que nos permitirá estructurar redes y alianzas renovadoras. Luego de veinticinco años, la esperanza se sobrepone a lo que otrora pudo parecer una fantasía y hoy se erige con solidez, confirmando lo expresado por Hegel, cuando escribió que “La realidad es un proceso perfectivo en el que lo posterior siempre supera y perfecciona lo anterior”.

persisten, dejan huellas a futuras generaciones que encontrarán en su legado la certeza que con el amor que viene de Dios, la dedicación y la entrega, no hay nada imposible.

Nuestras Bodas de Plata trascenderán a través de los 25 años y muchos años después, seguiremos sumanaños y continuaremos soñando con alcanzar mayores do esfuerzos y mantendremos viva la ESPERANZA que progresos, donde las familias que ya no están y las que para muchos tiene forma de TALLER.

Me alegra haberme involucrado, pues me ayudó a prepararme en especial para el momento en que ya no viven nuestros padres. Al afrontar esa situación que a todos nos llega, en un principio solo pensé en la inmensa responsabilidad que tenía; “reemplazar a mi mamá”, sentí gran angustia y miedo a fallarle, después de un tiempo, entendí que mi única misión era la de ser hermana y hacerlo lo mejor posible. Desde ese momento comencé a disfrutarlo realmente, a reconocer lo importante que ha sido para mí y para toda la familia el tener a Lili en nuestras vidas, por lo mucho que nos enseña, lo que debemos aprender de ella y por todo lo que nos ha dado. Es un miembro activo en la familia, llenándonos de su inmenso amor, tierno e inocente, sin prejuicios, los sentimientos más auténticos y dulces que he conocido en un ser humano. Pienso que Lili ha sido el eje en la unión de la familia. Por todo esto le doy gracias a Dios que sea mi hermana. Invito a todos los hermanos a que se hagan esta pregunta: ¿Qué puedo aprender de mi hermano(a)? Se sorprenderán de lo mucho que tienen para enseñarnos.

“Talleres es familia, tranquilidad, amor; es hogar, compañerismo, felicidad y mucha alegría”: Gabriela Tabares Esguerra “Talleres Esperanza es amistad, es amor, cariño, felicidad, emoción. Me encanta la gente con la que me entiendo, es mi otra familia”: Juan Carlos Herrera Pérez “Talleres son los amigos, el amor, Martha Lucía y Maru”: Jorge Enrique Tiusabá Endara.

9

Una Historia revestida...

Una Historia revestida de Esperanza


Entrevistas

Entrevistas Mi experiencia en Talleres Esperanza

Por: José Manuel Peña C.

Joven capacitado en talleres Esperanza, quien trabaja de manera externa.

M

i estadía en Talleres Esperanza la considero unos años muy bonitos que me sirvieron para crecer como persona, útil a la vida, donde logré las metas para un futuro.

Fueron diez y siete años en los cuales aprendí repostería, cerámica, encuadernación y estampación. Durante esos años, tuve muchas alegrías y me sirvieron para saber que las oportunidades hay que aprovecharlas, para demostrarle a la sociedad, que a pesar de nuestras dificultades podemos trabajar; y que en vez de depender un poco de una persona, puedo valerme por mí mismo. También durante esos años, me enseñaron a lograr metas como la que ahora estoy teniendo. Otro trabajo que estoy haciendo en el Ministerio de Protección Social, donde llevo tres años, conociendo y trabajando para otras personas. Es otro estilo de trabajo, donde me pagan el mínimo por ocho horas reglamentarias, conozco otra clase de vida. El haber estado en talleres Esperanza me dio la oportunidad de que me abrieran otra puerta para salir a trabajar.

10

“Aquí estoy y aquí me quedo” Por: Pedro Scioville García

Aprendiz de Talleres Esperanza que aunque ha probado labores externas, encuentra en la institución su lugar de trabajo.

L

legué en Enero del año 1985, 22 años atrás. Recuerdo que me recibieron muy bien. Era la época del Doctor Gaitán y doña Ligia.

Aquí me pude relacionar con muchos jóvenes que no conocía antes. Mi familia estaba muy contenta de verme contento y por eso me quedé y sigo desde esa época hasta ahora. Estoy muy bien y no me voy, porque aquí no me hace falta nada. En todos estos años han cambiado los profesores, pero todos siempre son muy queridos. Extraño el taller de jardinería que me gustaba mucho, pero he aprendido otras cosas y ya no me “varo”.

“Talleres Esperanza es la casa de todos”: Mónica Gómez Carrasco. “Talleres es una base firme en la que uno crece con ayuda como un árbol para alcanzar los frutos de la cima. Y uno se puede coger de él cuando lo necesite”: Juan Carlos Armengol Rodríguez.


El año más feliz para mi fue cuando Helenita de Garay me apoyó para que fuera a las olimpiadas internacionales en Connecticut (USA). Ella era muy querida y muy tierna era como una madre y ahora está en el cielo con mi mamá, y yo pienso que allá estarán juntas y saldrán por ahí y hablarán sobre mi.

ENTREVISTA CON CARLOS ALBERTO ROMERO REINA Mensajero Actual de Talleres Esperanza

En un tiempo pude haberme salido de Talleres, a hacer otras cosas, pero me preguntaba a qué me salía si aquí tengo todo lo que necesito, no me gustaría hacer otra cosa y menos estar por allí sin hacer nada. Estoy contento porque mis amigos y mis profesores son como mi familia. Sin las personas que aquí me apoyan, yo no sería nada. Ahora soy una persona que puedo valerme como adulto, sigo aprendiendo, estoy contento y los quiero a todos.

P/ Carlos Alberto, cómo es que lo llaman las personas que lo conocen? R/ Romerito P/ Por qué, quién le puso ese apodo? R/ Alma bendita mi suegra, por cariño. P/ Cuántos años tiene de estar laborando en Talleres Esperanza? R/ Desde 1988 más o menos. P/ Qué hacía antes de vincularse a los talleres? R/ Yo trabajaba en flores con pala y azadón. P/ Hasta qué curso hizo en colegio normal? R/ un poco de primaria y un poco de bachillerato. Hice hasta segundo pero en tercero ya no me sirvió mi cabeza. “Es nuestra casa, donde nos divertimos y trabajamos”: José Alejandro Pineda Fernández “Talleres Esperanza es mi segundo hogar, donde hay amor, mis compañeros son mis hermanos que me brindan mucho apoyo y cariño”: Riva Victoria Plotnicoff Leal.

P/ Cómo llegó a Talleres Esperanza? R/ Llegué por intermedio de mi suegra que conocía a Doña Ligia y a Don Hernando. Ya había iniciado y al poco tiempo le dije a mis papás, porque yo era vago, pero quería formarme. A mi familia le gustó porque era de padres respetables y una institución de bien. P/ Inicialmente, Qué hacía en Talleres? R/ Como aprendiz estuve en repostería, carpintería y agricultura. Pasé a tejidos y me volví un ocho; y estuve aprendiendo algo de encuadernación pero me faltó. P/ Y cómo se fue involucrando en el trabajo de la mensajería? R/ A través de medios tiempos porque me ofrecían el trabajo. me vieron que era honesto y además yo ya hacía mensajería en otros lados como en Occidental de Colombia, en Espacios Urbanos y en Comar, con un señor. Después de un tiempo, me dejaron trabajando tiempo completo en talleres. P/ Y la novia? R/ Bien con Lili. En los momentos difíciles hemos sido apoyo, nos acompañamos. Con ella es chévere, nos habíamos conocido antes de entrar a Talleres y después nos reencontramos. P/ Romerito, qué le gusta de su trabajo? R/ Todo. P/ Después de tantos años de estar vinculado con la institución, qué es Talleres para usted? Emocionado y con sus ojos llorosos dice: R/ Para mí es un refugio, los tengo con cariño, Talleres me dio la oportunidad, demostré las capacidades y he logrado metas. En los Talleres sigo hasta que yo muera.

11

Entrevistas

En encuadernación he trabajado mucho y he podido encuadernar mis catálogos de carros que tanto me gustan. Realmente he aprendido cosas que nunca había pensado.


ENTREVISTA A DON JOSÉ ALEJANDRO CORTÉS

Un hombre que hace patria pensando en el beneficio de muchos COLOMBIANOS T

hicimos ver los logros que hemos tenido ratar de exponer en este breve espacio, palabras que rindan homenaje gracias a su apoyo; con la modestia que caracteriza a personas tan altruistas como a Don José Alejandro Cortés, es una él, nos dice: “yo no, yo solo soy el vocetarea verdaderamente especial que rero, este es un trabajo de la junta directiva quiere vislumbrarla más allá del hombre. que ve las posibilidades, y en la medida Debía preparar una entrevista de carácter que se puede, lo hacemos. Uno quisiera periodístico y a cambio, fue un encuentro que todos estos esfuerzos tuvieran más emocional de grandes proporciones. Sólo impacto”. Y más adelante nos expresa: fue entrar a su oficina y encontrarse con una José Alejandro Cortés Presidente Grupo Bolívar “nosotros sólo aportamos un dinero, el puerta abierta que invitaba a esperar la hora verdadero esfuerzo lo hacen las personas de la cita. Sin embargo, no alcanzábamos a que trabajan directamente en las instituciones”. sentarnos, cuando de la oficina del fondo sale al encuentro un gentil señor, con una sonrisa amplia y un cálido saludo, ofreciénNos comentó acerca de otras ayudas que desde hace tiemdonos pasar e invitarnos a un café. po viene apoyando el Grupo Bolívar, que van desde dar techo a muchos colombianos, hasta ofrecer educación profesional Al tiempo que acomodaba donde escribir las notas y entregarle bilingüe a estudiantes de bajos estratos; y con la discapaciun pequeño detalle elaborado por los jóvenes de Talleres, le codad cognitiva, viene colaborándole a Best Buddies Colombia, mentamos el propósito de nuestra visita. Cuando le preguntamos quienes vienen trabajando en el programa de inclusión laboral si sabía cuánto tiempo tenía de estar apoyando la institución, resde muchachos, que como en Talleres Esperanza se capacitan pondió: “Ni idea”. Le comentamos que eran 22 años y nos conpara salir a trabajar. Y como si fuera poco, nos ofreció pautas testó con asombro: “Ah, no me diga, me sorprende que son ya 25 para llegarle a personas y tocar sus puertas en la búsqueda años. Eso me recuerda…” y comienza a contarnos una anécdota vivida con el Señor Carlos Serna, padre de nuestra presidenta acde reconocer la labor social que desarrollan las pequeñas instual, expresando como si fuera ayer, vínculos inolvidables de gran tituciones. afecto y cariño. Fue un momento de inquebrantables recuerdos, Éste es Don José Alejandro Cortés, Presidente del Grupo Boen el que él solo conversaba y nosotros escuchábamos con atenlívar, un padre, esposo, hermano, abuelo, gran empresario; ción. Luego, como volviendo al presente dice: “Sí, han pasado muchos años, siquiera que hemos podido hacer algo”. siempre pensando en el beneficio de muchos, en el menos favorecido, en el más necesitado. Sólo basta mirarlo a sus ¿Algo?, me preguntaba. En las mayores dificultades, siempre ojos, para encontrar en su mirada: calidez, transparencia, exha estado su mano extendida, su mano amiga. Y cuando le periencia y un valor incalculable como ser humano.

¡GRACIAS DON JOSE ALEJANDRO! Talleres Esperanza le rinde homenaje hoy, Caballero de armadura de corazón valiente.

12

“Talleres es divertido, es felicidad, tengo amigos”: Andrés Quintero Serrano. “Talleres es compartir mis cosas”: Ana María Canales Montoya. “Talleres Esperanza es mi hogar y mi casa”: Juan Carlos González Machado. “Talleres Esperanza es mi casa y mi hogar”: Steve Rosembusz Drombrower


APRENDICES PACIENTES Por: Dr. Julio Durán Casas La Vida es Salud

M

e contaba el Doctor Alejandro Escallón, Director de FIDES, que en una premiación de los Juegos Olímpicos Especiales, la madre de uno de los atletas galardonados con medalla de oro, estalló desbordada cuando su hijo recibía la añorada presea y decía: Gracias. Aunque los sentimientos de las madres por sus hijos, siempre son dulces y respetable, parecía un tanto exagerada la emotiva reacción. Fue únicamente, al enterarse los presentes, que las tímidas palabras que pronunciaba el agradecido deportista, eran las primeras que salían por su boca, cuando comprendieron el hecho. Como médicos, siempre calificamos a las personas que buscan nuestros servicios como pacientes, pero: ¿Se compadece la realidad de éste calificativo con nuestros aprendices? Esta inquietud me la planteó por primera vez sin querer Martha Lucía Movilla, la psicóloga de nuestra institución. ¿Son en realidad pacientes las personas que padecen algún tipo de discapacidad? O deben serlo mejor sus familiares, profesores, instructores y demás personas que intervienen de algún modo en el crecimiento y desarrollo físico y emocional, de unos aprendices que trabajan juiciosamente en un taller como TALLERES DE CAPACITACION Y DESARROLLO ESPERANZA; que tiene como logo institucional una tortuga, representación ésta de la lentitud, con alas, símbolo éstas de la superación y el progreso. Aprendices que nos enseñan a diario, que los seres humanos estamos siempre para aprender, y pacientes aquellos que detienen el transcurso del tiempo, esperando tan sólo que alguien los ayude. Aprendices que colocan, como podemos apreciarlo, todo su entusiasmo, palabra hermosa que viene del griego: THEOS y que quiere decir, interiorizar a Dios en todo lo que hacen. Pacientes aquellos, que limitados en sus acciones, dependen exclusivamente de lo que los demás pueden hacer por ellos y aprendices, éstos que nos recuerdan con sus comportamientos sencillos y humildes, que los seres humanos estamos llamados para la Aprendices que como en la final de los cien metros para entrar todos victoriosos, tomados de la mano y felicidad, aún en situaciones extremas de incapacidad planos, prueba reina de la velocidad, cuando tropezó y arrancar de los corazones asistentes, el más fuerte de cayó uno de los competidores, los demás lo esperaron los aplausos. y indefensión.

PROFESORES ELLOS,

APRENDICES NOSOTROS.

“Talleres es como un hogar, tranquilidad, paz, armonía. Es como una iglesia para mí”: María Margarita Arboleda Restrepo. “Unidos por amor, siempre comprender a los demás, sin rencores ni peleas, Talleres es donde vivimos en paz”: Pedro Scioville García “Talleres es para que nos enseñen muchas cosas”: Lina María Plata Rozo

13

Pacientes Aprendices...

PACIENTES APRENDICES O


Colaboradores

EMPRESAS QUE NOS HAN COLABORADO A lo largo de éstos 25 años de funcionamiento son muchas las empresas y personas que a título personal han apoyado y confiado en la destinación de los recursos, en beneficio de la capacitación y el funcionamiento de Talleres Esperanza. A todos ellos, un especial reconocimiento y nuestros más sinceros agradecimientos.

» » » » » » » » » » » » » »

Arias, Serna y Saravia S.A. Autoexpress Morato S.A. Automotora Dorautos Cámara de Comercio de Bogotá Cartón de Colombia Citibank Club Rotario Chapinero Corona Damas españolas Asociación Laetitia Damas Francesas Damas Obra Colombo Belga Diners Club de Colombia Dow Química Dunkin Donuts Baskin Robbins

» Embajada Real de los Países bajos » Espacios Urbanos » FIDES » Fundación Alberto Serna » Fundación El Libertador » Hewlett Pacard » Leasing Grancolombiana » Luis Humberto Duque » María Nohory Oliveros Summa Emergencias » Martha de Carbonelle » Molinos Brasilia » Monclat S.A. » Padres de Familia Talleres Esperanza

» Paulo Laserna Caracol T.V. Quién quiere ser Millonario » Potosí La Pradera S.A. » Promotora Colombiana de Recreación Bolicentro » Reaseguradota de Colombia » Saludcoop » Seguros Bolívar » Semillas Pradera » Señora Luz María de Méndez » Sumerca » Tecpoint S.A. » Tejidos Londres y Acriventas » Texas Petroleum Company » Unisys de Colombia » Wackenhut de Colombia

“Una de las notas que define la persona es su capacidad de dar. Es esa capacidad de sacar de sí lo que se tiene; y el amor es el regalo esencial. Para que haya posibilidad de dar, es necesario que alguien se quede con lo que damos, y el hombre alcanza su plenitud dándose a los demás”.

YEPES Y ARANGUREN

¡GRACIAS! 14

“Es compartir el cariño, es ayuda, es enseñanza, es apoyo”: María Eugenia Silva Carreño. “Talleres Esperanza es donde se aprenden cosas y unión de todos”: Carlos Alberto Sanabria Rivas. “Talleres es la esperanza que siempre permanece, una oportunidad, una experiencia compartida. La casa más hogareña y feliz”: Liliana Serna Londoño.


Patrocinadores

EMPRESAS COLABORADORAS

Por: Gloria Morales de Medina “Ninguna historia humana puede ser escrita sin la presencia de una o dos manos amigas que se tiendan hacia nosotros”. En esta máxima de profunda verdad queremos resumir nuestra gratitud hacia todas las personas y empresas que han hecho posible esta publicación: nuestros patrocinadores, los redactores; los editores, los productores, y en fin, quienes tuvieron la feliz idea de celebrar las bodas de plata de Talleres Esperanza con una revista como esta, que recoge los recuerdos, los logros, los anhelos, los proyectos y las realidades de esta institución simbolizada sabiamente en la tortuga alada. Es nuestra primera publicación que conjuga la historia con el presente y el futuro en la mira del fortalecimiento, que solo es posible con el concurso de todos los integrantes y benefactores de esta gran familia. Veinticinco años recorridos por el sendero de la esperanza representan un largo camino que debe continuar felizmente. Así lo sentencia el escritor de la tierra y la vida, Andrés Hurtado García: “Los largos caminos exigen largas fidelidades y a medida que se alargan los caminos las fidelidades se vuelven más hermosas”.

FELICITAMOS A LA CORPORACION TALLERES DE CAPACITACION Y DESARROLLO ESPERANZA EN SUS

25 AÑOS

Nuevamente, gracias y bendiciones para nuestros fieles patrocinadores y amigos.

“Talleres es compartir con los amigos, como una familia en la que se confía y se divierte”: Alvaro Leopoldo Buriticá Díaz. “Talleres Esperanza es confianza, tranquilidad, paz, seguridad de sí mismo y estar en libertad”: Jorge Arturo Galvis Gómez. “Talleres es orgullo y cariño de las personas que nos rodean, es amor, respeto y enseñanza”: Olga Herrera Esguerra. “Es estar feliz, es unión”: Sergio Antonio Hernández Vargas.

15


16

La tortuga no 1 2007  
Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you