Page 1


César Naselli la naturaleza envasada envasa el envase Córdoba, Argentina Miguel Fernando Pacheco Muñoz ecoturismo y educación ambiental México DF, México museo de microbiologia - São Paulo, Brasil Marcio Kogan por Maria Alice Junqueira Bastos termas geométricas - Parque Nacional Villarrica, Chile Germán del Sol por Pablo Ocampo jardín botánico - Córdoba, Argentina Mónica Bertolino y Carlos Barrado por Gueni Ojeda

30-60 cuaderno latinoamericano de arquitectura : naturaleza envasada / dirigido por Omar Paris. 1ª. ed.- Córdoba : I+P, 2004. 86 p. ; 24 x 17 cm. ISBN 987-20005-9-X

mundo acuático - Cochabamba, Bolivia Mario Moscoso Villanueva por Zuleica Marcus Poedtke parque del agua - Bucaramanga, Colombia Lorenzo Castro Jaramillo y Juan Camilo Santamaría Delgado por Miguel Mesa

1. Arquitectura. I. Paris, Omar, dir. CDD 720.98

entrevista a Mario Schjetnan G. México DF, México por Inés Moisset 03

> apuntes

11

> agenda

14

> internet

15

24 30 36 44 52 60 68 78

> libros

22

> editorial

84

> humor

contenido > en portada: museo de microbiologia, Marcio Kogan jardín botánico, Mónica Bertolino y Carlos Barrado

< 01


torre Aqualina, un proyecto controvertido La Torre Aqualina es aún el proyecto de un edificio de 39 pisos -el más alto del interior de la Argentina- ubicado en la esquina de las calles Alem y San Luis, sobre el frente fluvial de la ciudad de Rosario, desarrollado por un equipo encabezado por Mario Roberto Álvarez y promovido por el grupo O-P Developers. Si bien comenzó a proyectarse en el 2003 y la Municipalidad había habilitado ya su construcción, el emprendimiento fue retrasado debido a que un grupo de vecinos de la zona cuestionaron ante la Justicia su impacto ambiental. Es un caso controvertido que ha tenido gran repercusión pública y que sienta precedentes sobre la necesidad de estudios ambientales en el caso de proyectos que incidan tan fuertemente en la imagen urbana. Después de varios meses y diversas instancias judiciales se solicita a la Secretaría de Medio Ambiente de la provincia que realice un estudio de impacto ambiental. La respuesta del organismo es que no corresponde el dictamen, por lo que la construcción quedó habilitada.

observatorio astronómico en Atacama En medio del desierto de Atacama, Chile, a más de 2600 metros sobre el nivel del mar el observatorio astronómico de Paranal estudia el universo. Está ubicado en una de las zonas más secas de la Tierra que permite 350 noches por año sin nubes. El estudio alemán de Auer & Weber ganó el concurso internacional para realizar el hotel que aloja a aproximadamente cien astrónomos e invitados, quienes hasta entonces vivían en inhóspitos campamentos. El hotel se extiende entre los bordes de una hondonada, formando un dique artificial que remarca el horizonte del Océano Pacífico. El edificio está totalmente integrado con la naturaleza, de hormigón a la vista, teñido con los mismos colores del desierto, cristal y acero inoxidable opaco. Los patios son plantaciones donde está regulada la circulación de la humedad. Cerca de las siete de la tarde, mediante un sistema de piezas móviles, la residencia se cierra completamente al exterior y recién pueden encenderse las luces internas impidiendo alterar la visibilidad del cielo.

apuntes 02 >


amnesias topográficas La falta de planificación genera situaciones inesperadas en las ciudades. Esto es lo que ocurre en Belo Horizonte en el barrio de Butirís, donde para adaptarse a la topografía los edificios se asientan sobre grandes "palafitos" de hormigón. Se generan estructuras vacías de varios pisos que están deshabitadas. Carlos Teixeira, ha realizado un proyecto conceptual sobre este vacío denominado Amnesias Topográficas. En primera medida se ha montado un espectáculo con el Grupo de teatro callejero Armatrux que donde se utilizan estos espacios. La segunda etapa prevé transformar estos espacios en jardines colgantes, huertas y un escenario teatral.

hipótesis de paisaje 4

La discusión sobre el paisaje urbano latinoamericano fue el objetivo del 4º workshop internacional Hipótesis de Paisaje que tuvo lugar en la ciudad de Sao Paulo, Brasil, Universidade de Anhembi Morumbi. Fue coordinado por Jorge Bassani, Omar Paris e Inés Moisset El tema de experimentación proyectual fue la recuperación de lo natural en lo artificial en el área vecina a la Estaçao da Luz y a la Pinacoteca de Mendes da Rocha. La excusa proyectual fueron los cuatro elementos: fuego, aire, tierra y agua como materias para la construcción del paisaje. Se realizó un ciclo de conferencias donde participaron Mónica Bertolino, Pedro Sales, Manoel Alves, Regina Meyer, Vladimir Bartalini, Hector Vigliecca. Los propuestas de los participantes para el Area fueron expuestos el ultimo día.

apuntes 04 >

www.geocities.com/hipotesisarquitectura/hipotesis4/index.htm

El joven arquitecto brasileño de 37 años, representa a Brasil con este trabajo en la 9ª Bienal Internacional de Arquitectura de Venecia. Carlos Teixeira es graduado de la Escuela de Arquitectura de la Universidad Federal de Minas Gerais y master por la Architectural Association de Londres. Además, es fundador y presidente de la organización no gubernamental Arquitectos sin Fronteras, en Brasil.


La obra de Henry Klumb El museo de Arte de Puerto Rico organiza una muestra retrospectiva de la obra de Henry Klumb, el arquitecto de origen alemán. Nacido en Colonia, emigró a los Estados Unidos en 1927 donde fue discípulo de Wright. Después de desacuerdos con su maestro y por invitación del gobernador se traslada a Puerto Rico donde trabaja hasta su muerte en 1984. Allí dirige el Comité de Diseño para Obras Públicas durante el período de modernización de la Isla. Desde 1946 a 1966 trabaja en la Universidad de Puerto Rico que se transforma en un laboratorio de experimentación arquitectónica. La arquitectura de Klumb representa una síntesis entre los principios del movimiento moderno y los requerimientos del trópico "La Arquitectura funde al ser humano con su medio ambiente y libera su mente para que pueda -si así lo desea- vivir en una libre asociación con otros seres humanos y -si es receptivo- en armonía consciente con los variados estados de la Naturaleza". http://www.periferia.org/publications/obraklumb.html

un chileno premiado La IV Bienal Iberoamericana de Arquitectura que se celebra en Lima en el mes de octubre se desarrolla dentro del tema la vivienda social como un espacio para mejorar la calidad de vida de las poblaciones de menores recursos. El chileno José Cruz Ovalle ganó el Premio a la mejor obra de Arquitectura de la IV Bienal Iberoamericana por la construcción de la Universidad chilena Adolfo Ibáñez. Fue elegida entre más de cuarenta obras preseleccionadas procedentes de los países que componen la comunidad iberoamericana. Ovalle recibirá un terreno en Madrid para que construya ochenta viviendas sociales. El Campus Peñalolén, nueva sede de la Universidad Adolfo Ibánez, está ubicado en los faldeos del cerro San Ramón, a unos 12 kilómetros de la ciudad de Santiago de Chile, en un terreno de aproximadamente 100 hectáreas, en el límite entre la ciudad y la cordillera. Es un conjunto de edificios con más de 10.000 m2 construidos. Siguiendo un trazado orientado por las líneas topográficas, forma entre ellos una serie de patios y espacios exteriores que posibilitan diversas actividades más allá de las propias de la vida universitaria.

apuntes < 07


un museo para la franja de tierra que cambió el mundo Se proyecta en Panamá la construcción del Museo para la Biodiversidad. Se compone por el edificio Puente de Vida, diseñado por la firma de arquitectura Frank O. Gehry & Asociados; rodeado por un parque cuyo diseño está a cargo de la paisajista Edwina von Gal & Company (un equipo que produce paisajes reconocidos a nivel mundial). Los pabellones del museo que contienen exhibiciones interactivas, están siendo desarrolladas por Bruce Mau Design (considerado un gurú del diseño actual). El edificio Puente de Vida estará localizado en la punta de un causeway en la entrada Pacífica del Canal de Panamá, próximo al principal puerto de cruceros. Los pabellones del Puente de la Vida, cubiertos con techos coloridos, visibles a gran distancia desde el mar, son diseñados para crear una silueta irregular como representación de las fuerzas naturales que dan forma a nuestro mundo. El edificio intenta ser una experiencia memorable, tanto visto desde lejos como en su recorrido interior. Las exposiciones son pensadas como modelos funcionales e interactivos que representen la historia del surgimiento del Istmo y sus consecuencias. Más que llenar al visitante de datos y conocimientos, se busca mostrar en la misma experiencia del espacio, la grandeza de los procesos naturales propios del lugar. El verdadero museo es Panamá, es el sitio ideal para demostrar la biodiversidad. Su riqueza de vida natural, diversidad de ambientes, y abundancia de agua se constituyen en el tema principal que intenta mostrar el museo. El término biodiversidad literalmente significa "Conjunto de las especies vegetales y animales que viven en un espacio determinado". Para su pequeño tamaño, Panamá cuenta con un nivel de biodiversidad extraordinario, consecuencia directa de ser puente y barrera. Hace 15 millones de años América del Norte y América del Sur estaban separadas por un estrecho de mar a través del cual fluía la corriente ecuatorial del Atlántico con dirección al Pacífico. Comienza a formarse entonces un archipiélago volcánico que luego evolucionará hasta convertirse en el Istmo de Panamá. Al construirse este puente natural entre las Américas y esta barrera entre los dos océanos, hace unos 3.5 millones de años, ocurre un intercambio biológico sin precedentes: animales y plantas separadas por millones de años se encuentran por vez primera y migran entre continentes, enriqueciendo y modificando la región. El museo planea abrir sus puertas en el año 2006.

08 >


crónica de una muerte anunciada Un incendio intencional destruyó la Casa del Puente de Amancio Williams, una obra ejemplar del Movimiento Moderno en Argentina. Fue declarada Monumento Histórico Artístico Nacional en 1997. En este momento debemos lamentar la pérdida completa de la obra construida. Pero la destrucción comenzó mucho antes del incendio. El propietario de la casa abandonó la propiedad en octubre de 2003 debido a la falta de resolución de un juicio sucesorio. El deterioro era evidente por falta de mantenimiento. La municipalidad de Mar del Plata contaba con un presupuesto de 160.000 pesos para hacer refacciones que no se concretaron. Reiterados actos delictivos provocaron la pérdida carpinterías, artefactos de iluminación, equipamientos y accesorios diseñados y producidos especialmente por Williams para la casa. La propiedad fue usurpada por personas sin techo. Estos hechos eran conocidos por las autoridades locales, la policía y la comunidad -denunciados además en diversas publicaciones-. A pesar de todo, nada se hizo por preservarla. A partir de la crónica surgen interrogantes. ¿Qué significa en Argentina un Monumento Histórico Artístico Nacional? ¿Quién responde por su preservación: las autoridades municipales, nacionales, el Colegio de Arquitectos? Su localización dentro de un parque, como continuidad natural del espacio público, ¿fue un impedimento para una adecuada vigilancia de la obra? Y por último, ¿fueron la personas que provocaron el incendio los máximos responsables de la pérdida de la Casa del Puente? Empresarios y representantes de la comuna se reúnen actualmente para elaborar un pliego de licitación para la reconstrucción de la casa.. La comuna planea invertir 230.000 pesos iniciales. ¿Es necesario sufrir la pérdida para tomar seriamente la tarea de preservar nuestro patrimonio? A modo de pie de página: la Casa del Puente fue proyectada en 1943 y construida en 1945. El arquitecto Amancio Williams fue director de obra de la Casa Curutchet de La Plata (único exponente de arquitectura lecorbusierana en Argentina). Al fallecer en 1989, es reconocido mundialmente como uno de los principales referentes de la arquitectura moderna, uno de los más interesantes exponentes de la adaptación de conceptos modernos en Latinoamérica.

apuntes < 09


desde 11-2004 hasta 02-2005 Ica, Perú 31 de marzo, 2005

Lanzamiento: 01/11/04 Presentación: 03/05 Estambul, Turquía 5/6 de mayo 2005 Caracas, Venezuela

12 >

Concurso Internacional de Arquitectura Nazca 2005 Observatorio en Ica, Perú nazca2005@arquitectum.com o concursos@arquitectum.com http://www.arquitectum.com

Confrontación Internacional de Proyectos de Estudiantes de Arquitectura Estambul 2005

http://www.uia2005istambul.org

Premios Holcim Awards Construcción sustentable o ciudades sin futuro La vivienda social en Iberoamérica

www.holcimawards.com

ARQUITECTUM, empresa organizadora de Concursos de Arquitectura, invita a todos los arquitectos del mundo al Concurso Internacional de Ideas "NAZCA 2005". ARQUITECTUM, en su afán de ofrecer cada año lugares nuevos y excitantes donde diseñar y especular con arquitectura, ha decidido escoger uno de los más enigmáticos y hermosos lugares del mundo: el desierto Sudamericano, a fin de recoger las mejores ideas con respecto a la instalación de objetos en escenarios naturales que, por su belleza o misterio, requieran de una intervención estudiada, de una profunda visión ecológica pero sobretodo, de una creativa poética arquitectónica. Este concurso concluirá en una exhibición de todos los trabajos presentados en la página web de ARQUITECTUM.

Esta confrontación que cuenta con el prestigio del Premio UNESCO, está organizada en el marco del Congreso de Estambul 2005. Propone el tema: "Extremo". La creación de espacios dentro de condiciones extremas o excepcionales. Tiene como objetivos ofrecer a los futuros arquitectos la oportunidad de poner su potencial creativo a prueba, dentro de las condiciones particulares que ellos determinarán y elegirán para concebir los espacios, respondiendo a los contextos geográficos, topográficos, ecológicos, sociales o políticos de su comuna. Se invita a las Facultades de Arquitectura de los países miembros de la UIA a consultar el sitio web del Congreso para inscripciones y consultas.

Concurso internacional por Internet de: arquitectura, paisaje, diseño urbano, ingeniería civil e ingeniería mecánica, que premiará a uno o más proyectos con dos millones de dólares y su construcción. El concurso se divide en 2 Etapas. 1º Etapa: Concurso regional (Europa, América del Norte, América Latina, África, Medio Oriente y Asia/Pacífico). Los proyectos regionales ganadores clasifican para la 2º Etapa: Concurso global. La fecha límite de entrega de proyectos para el primer concurso Holcim Awards regional es el 31 de marzo de 2005. El envío de proyectos sólo es posible vía Internet.

II Simposio Latino-americano de Tenso-Estructuras en Caracas Tel: 6051899/605 2046- Cel: 0412 9939883 Prof. Carlos Hernández, presidente Comité Organizador. chhm@alum.mit.edu http://www.imageweaver.net/las2005

El Instituto de Desarrollo Experimental de la Construcción -IDEC- adscrito a la Facultad de Arquitectura y Urbanismo de la Universidad Central de Venezuela (UCV), organiza el II Simposio Latinoamericano de Tenso Estructuras. Este evento tendrá como sede la UCV y tiende a promover las actividades propias de intercambio y actualización de los avances en el desarrollo de esta línea de la construcción. Para este segundo encuentro se tienen como invitados confirmados a los prestigiosos profesores: Horst Berger, Aldo Capasso, Félix Escrig, Nicholas Goldsmith, Juan Monjo, Ignacio Llorens.


23/27 mayo 2005 Salvador, Brasil 20/22 junio 2005 Santiago de Cuba, 03/07 julio 2005 Estambul, Turquía Inscripción: 06/10/04 al 28/01/05 entrega: 02Mazo 2005

XI ENA - Encuentro Nacional de Anpur en Salvador Planeamiento, Soberanía y Solidaridad: perspectivas para el territorio y la ciudad Tel. Fax: (71) 247-3511/247-3803 r. 221 xiena@ufba.br http://www.anpur.org.br http://www.pos.arquitetura.ufba.br

IV Encuentro Internacional Ciudad: Imagen y Memoria Facultad de Construcciones, Universidad de Oriente, Stgo. de Cuba barzana@fco.uo.edu.cu / flora@fco.uo.edu.cu Fac. de Construcciones. Universidad de Oriente. Sede "Julio Antonio Mella". Ave. Las Américas, s/n. Santiago de Cuba, CP 90900, Cuba.

XXII Congreso de la UIA Estambul 2005

http://www.uia2005istambul.org

7º Concurso Internacional Arquine Cruce peatonal fronterizo para México Tel / Fax + (5255) 52082289 - (5255) 55147012 editorial@arquine.com http://www.arquine.com

Este encuentro bianual de ANPUR trata de actualizar la situación y el debate de la producción y de las perspectivas del área de planeamiento urbano y regional. La elección del tema "Planeamiento, Soberanía y Solidaridad" confronta, en una reflexión colectiva y sistemática, la producción práctica y teórica reciente con una cuestión centrada en la relación entre escalas, territorios y política: la posibilidad de soberanía y solidaridad como alternativa a la heteronimia y competición entre los territorios y ciudades. Los temas serán: 1 Gestión urbana y regional/ 2 Nuevos Recortes del Territorio/ 3 Ambiente, ciudad y territorio/ 4 Producción y re estructuración del espacio intra-urbano/ 5 Historia de la ciudad, del urbanismo y del planeamiento/ 6 Ciudad y cultura/ 7 Enseñanza en el campo de los estudios urbanos y regionales.

En el marco del evento UNIVERSIDAD E IDENTIDAD, convocado por la Universidad de Oriente y en el marco de las conmemoraciones por el 490º aniversario de la ciudad de Santiago de Cuba se desarrollará el IV Encuentro Internacional Ciudad: Imagen y Memoria, del 20 al 22 de junio de 2005. Las temáticas que se abordarán en el mismo son las siguientes: La imagen de la ciudad, criterios para su percepción, conservación y/o transformación. Gestión urbana/ El patrimonio cultural, tendencias para su conservación/ El medio ambiente en los Centros Históricos Urbanos. Criterios de sostenibilidad/ El patrimonio cultural y el enfoque de género/ Taller de estudiantes sobre conservación del patrimonio. El próximo Congreso de la Unión Internacional de Arquitectos tendrá lugar en Estambul, Turquía en Julio del próximo año. El tema general del Congreso es: "Las ciudades: gran bazar de arquitecturas". El Congreso desea hacer emerger la idea utópica que liga la democracia a la ecología como fundamento de una modernidad responsable, ofreciendo a los arquitectos de todo el mundo un amplio foro para debatir experiencias y visiones particulares del tema. Se propone además, fundar relaciones nuevas con quienes deciden, producen y consumen las ciudades del mundo. Las cuatro Jornadas del Congreso desarrollarán cada una un tema específico: Celebración de las Ciudades del Mundo/ La Arquitectura y la vida en las ciudades/ El ejercicio y la formación profesional del arquitecto en relación al problema de la ciudad. La revista internacional de Arquitectura y Diseño Arquine, organiza el 7º Concurso Internacional para desarrollar un cruce peatonal fronterizo en la zona de Anapra (ciudad Juárez) y Sunland Park (Nuevo México). Su ubicación estará en la intersección de la línea fronteriza y el eje principal de Anapra. Se diseñará la estación de control migratorio de ambos lados (mexicano y estadounidense). Ambas estaciones trabajarán como una sola, proveyendo seguridad a los peatones que cruzan legalmente. A diferencia del habitual cruce fronterizo por donde circulan muchos automóviles, en este sólo se desarrollará lo peatonal, con una estación de camiones y un estacionamiento en ambos lados. El jurado estará integrado entre otros por Eric Owen Moss, arquitecto (Los Ángeles) y Christopher Callot, arquitecto (University of New México).

agenda < 13


BUENOS AIRES NATURAL + ARTIFICIAL

El libro se basa en un trabajo de investigación que tiene como director a Alberto Varas por el equipo de Buenos Aires y a Jorge Silvetti por el equipo de Cambridge. Busca hacer un aporte al tema del paisaje como un atributo propio del espacio público y urbano desde un enfoque básicamente proyectual focalizando en la dicotomía natural-artificial desde la interrelación entre arquitectura, espacio urbano y naturaleza como conformadores de lo que Varas define: "el paisaje urbano contemporáneo" Tomando como objeto de estudio la ciudad de Buenos Aires busca mostrar la inserción de la naturaleza en la ciudad desde lo proyectual a partir de examinar obras de escala urbana. El libro se divide en dos partes. En la primera trata los cambios de las ciudades en relación a la inclusión de la naturaleza en su interior y también trata el tema de la transición entre tierra y agua. Lo ejemplifica con obras de la cultura arquitectónica nacional e inter-

14 >

nacional y nuevas intervenciones de parques para Buenos Aires. También nos muestra a través de la compilación de una serie de imágenes la construcción paisajística del Río de la Plata. En la segunda parte el estudio se basa en la dimensión programática y paisajística de la Reserva Ecológica de la Costanera Sur teniendo en cuenta una serie de trabajos académicos realizados por alumnos de grado en la Facultad de Arquitectura de la Universidad de Buenos Aires y de alumnos de Arquitectura y Paisajismo de la Escuela de Graduados de la Universidad de Harvard. Los trabajos se agrupan en las siguientes categorías: consolidación de bordes laterales, tratamiento de bordes de la costanera existente, consolidación de borde costanero con calle vehicular y parque urbano. Por último se muestran los resultados del seminario de investigación proyectual en el LAMUR realizado por docentes de la cátedra de arquitectura 5 de la FADU UBA e investigadores de la Universidad de Palermo.

editorial: Ediciones Bs. As. año: 2000 formato: 23 x 29 cm. páginas: 255

autor: Alberto Varas


EL PAISAJE COMO CIFRA DE ARMONIA Relaciones entre cultura y naturaleza a través de la mirada paisajística

editorial: Editorial Nueva Visión, Buenos Aires año: 2001 formato: 13.7 X 19.5 cm páginas: 206

autor: Graciela Silvestri y Fernando Aliata

La recuperación del sentido estético en la mirada del territorio es el objetivo de los autores de este ensayo teórico. En la actualidad otros conceptos han reemplazado la idea de paisaje como medioambiente, ecosistema, espacio, olvidando la experiencia, el sentido y el pensamiento involucrados en la contemplación. "Para que exista un paisaje no basta con que exista `naturaleza´; es necesario también un punto de vista y un espectador; es necesario también un relato que dé sentido a lo que se mira y experimenta..." dicen Aliata y Silvestri, investigadores que han recorrido una larga trayectoria indagando sobre estos temas. "Aprendimos a mirar la naturaleza guiados por el arte: la naturaleza contemplada es paisaje. Ante el paisaje, que se disfruta mirando, oliendo, escuchado, recorriendo, también se piensa; existe una conexión visual y de pensamiento." La literatura, la pintura, el land-art, los discursos científicos, las representaciones cartográficas, son herramientas

que se proponen como camino para pensar la relación entre los artefactos humanos y la naturaleza. Estas relaciones son observadas con una perspectiva histórica que va desde el jardín clásico hasta el siglo XX. De singular interés resulta el capítulo denominado "Experiencias con el paisaje latinoamericano". En el mismo se habla de las imágenes derivadas de los viajeros europeos, entre los que se encuentra Le Corbusier, "que trataban de reducir la variedad del continente a un solo esquema de comprensión". Las búsquedas de Barragán y Burle Marx que intentan extrapolar instrumentos y técnicas del lenguaje moderno con los materiales del paisaje local y las de Emilio Ambasz relacionadas a la recuperación de los valores primitivos de la naturaleza, retornando a la caverna y al subsuelo, permiten vislumbrar alternativas para el paisaje latinoamericano.

libros < 15


http://www.emilioambaszandassociates.com

emilio ambasz Es la página de Emilio Ambasz Associates, el estudio neoyorquino del arquitecto argentino nacido en 1943 y radicado en Estados Unidos. Bajo el lema de "GREEN OVER GREY" (verde sobre gris) muestra las obras del estudio que trabajan sobre la integración armónica entre edificio y naturaleza desarrollan do un enfoque proyectual original. Lo construido y el verde son dos materiales para la realización de sus edificios. Entre las obras mostradas destacamos el Lucille Halsell Conservatory, un jardín botánico ubicado en San Antonio, Texas. Esta obra realizada en el año 1985. El proyecto de Ambasz parte de un programa ambicioso y de un muy limitado presupuesto. La propuesta fue reducir al mínimo los equipamientos mecánicos usualmente requeridos para mantener los climas de los invernaderos. Separando cada tipo climático en contenedores separados y construyéndolos incorporados en el suelo, se logra la sustancial reducción de carga de calor, característica de esta región. La página está en inglés.

http://laalameda.8m.com

la ciudad en imágenes

La alameda es una página web chilena que se constituye como un archivo virtual de la ciudad americana. La alameda forma parte de otros sitios web acerca de documentación y proyectos urbanos de la ciudad sudamericana: urbanismo.cl y territorio.cl, a cargo del arquitecto Jonás Figueroa. Las imágenes está clasificadas en dos categorías panoramas y postcards. Las panorámicas permiten la visión dinámica de los 360 grados de espacios públicos de algunas ciudades latinoamericanas como Santiago, Valparaíso, Brasilia, Buenos Aires, Córdoba, etc. La novedad de estas imágenes es que permiten visualizar la totalidad del espacio en un paseo virtual e interactivo. Las postales son imágenes antiguas donde el pasado de Caracas, México, La Habana, Lima, Montevideo, Rio, vuelve a vivir.

internet < 17


30-60 N3 naturaleza envasada, diciembre de 2004 ISBN: 987-20005-9-X ISSN: 1668-2939

Dirección: Omar Paris Redacción: Gueni Ojeda e Inés Moisset Asistencia de redacción: Juan Pablo Scarabello y Lorena Fernández Arte y diseño: Lucas Períes Edición gráfica: Javier Giorgis y Matias Dinardi Actividades especiales: Fabiana Agusto

Colaboraron en este número: Zuleica Marcus Poedtke, Edgar Flores (Bolivia), Pablo Ocampo (Chile), Miguel Mesa, Ana Maria Pradilla (Colombia), Maria Alice Junqueira Bastos, Samanta Cafardo, Bruno Gomes (Brasil), Ana Schjetnan, Juan Carlos Guerra, Miguel Fernando Pacheco Muñoz (México), César Naselli, Mariela Marchisio, Mónica Bertolino, Carlos Barrado, Martha Lanfranchi, Hilda Moratello (Argentina).

30-60 / cuaderno latinoamericano de arquitectura es una publicación trimestral editada por: i+p editorial Gral. Paz 1550 CP: 5000 Córdoba - Argentina 30-60@30-60.com.ar www.30-60.com.ar Impresión y encuadernación: Gráfica Musumeci

S.R.L.

Tirada: 2500 ejemplares Ninguna parte de esta publicación, incluido el diseño de la cubierta, puede reproducirse, almacenarse o transmitirse de ninguna forma, ni por ningún medio, sea éste electrónico, químico, mecánico, óptico, de grabación o por fotocopia, sin la previa autorización por parte de la editorial. El contenido de la publicidad es responsabilidad exclusiva de los anunciantes. Las críticas son responsabilidad de sus autores y no expresan necesariamente la opinión de la revista.


editorial Comenzaremos por felicitar al estudio BBGOOO, cuya obra Parque Infantil en la ciudad de La Punta, ha obtenido una Mención en la Categoría Arquitectura Paisajista en la reciente Bienal Panamericana de Quito. También a Felipe Uribe, Gerardo Olave y Jheny Nieto que obtuvieron Mención en la Categoría Diseño Urbano por el Parque de los Deseos de Medellín en la misma Bienal. Ambas obras nos acompañaron en el número uno de 30-60 dedicado al espacio público. En la Bienal Iberoamericana de Lima, realizada en octubre de este año, Rafael Iglesia, con sus Pabellones para el parque de diversiones de Rosario, publicado en el número geometrías, obtuvo una Mención por la Innovación de la Propuesta. Para él y su equipo de trabajo, también nuestras felicitaciones. En este número, la naturaleza es tomada como eje del diseño. En el contexto actual la relación entre natural y artificial es más conflictiva que tiempo atrás. Hoy recurrimos a generar reductos que intentan salvar vestigios de naturaleza o incrementar la existencia de ella para mejorar la calidad de vida en las ciudades. Mostraremos intervenciones arquitectónicas (cerradas o al aire libre) donde se logra enmarcar o acompañar la naturaleza posibilitando el disfrute a través de su interpretación. Estructuras que predisponen a un acercamiento con factores naturales y posibilitan la observación y el disfrute de la naturaleza develando su máximo esplendor.

22 >

Estos conceptos son explicitados en las secciones de teoría y la entrevista. Cesar Naselli nos abre un abanico de posibilidades en la interpretación del Proyecto de Arquitectura a partir de proponernos distintas categorías para mirar la relación entre el Orden de la Naturaleza y el Orden Antrópico. Fernando Pacheco Muñoz nos muestra las relaciones entre las prácticas del ecoturismo y la educación ambiental y como el resultado de esta interacción permite además del disfrute, la reapropiación y resignificación de la naturaleza. En la entrevista, Mario Schjetnan nos habla de interdisciplina, sostenibilidad y participación ciudadana en el diseño de sus proyectos y como rescatando los recursos naturales es posible caracterizar la ciudad y reforzar su propia identidad.

Naturaleza Envasada es un concepto que denota la artificialidad propia del diseño. Relaciona la naturaleza en su estado original o antropizado con los artificios arquitectónicos que buscan exaltarla, y/o sentar bases para sentirla, interpretarla, valorarla y preservarla. Una artificialidad que nos permite acercarnos a la naturaleza desde los sentidos. Se trata de recordar una serie de registros semi-perdidos para volver a disfrutarla. Una artificialidad que nos permite acercarnos a la naturaleza desde el entendimiento. Son estímulos educativos para nuestro aparato intelectual que nos posibilita relacionar naturaleza con patrimonio. Una artificialidad que tiene que ver con la educación ambiental y la posibilidad de formar recursos humanos para la preservación de los recursos naturales. Está aquí una oportunidad de implementar métodos didácticos para llegar a los visitantes con información sobre temas específicos ligados a la naturaleza además de ofrecer una instancia de recreación. Una artificialidad que busca rescatar sectores desaprovechados de la periferia urbana como es el caso del infiernillo (un cañadón de valores paisajísticos) donde Mónica Bertolino y Carlos Barrado trabajaron en lo que originalmente era un basural para transformar ese espacio en el Jardín Botánico de Córdoba. Hoy escuelas, jardines de infantes y público en general visitan este lugar con fines didácticos y recreativos. Una artificialidad que restituye la historia del lugar al crear recursos culturales a partir de la utilización de infraestructura existente. En el Parque del Agua de Bucaramanga (Premio Compartido en la Categoría Diseño Urbano de la reciente Bienal Panamericana de Quito), Lorenzo Castro Jaramillo devuelve la condición de parque público que tenía ese lugar años atrás, donde además de existir vegetación y agua en abundancia, estaba ubicada la infraestructura hidráulica correspondiente al acueducto y los tanques de almacenamiento de la ciudad.


Una artificialidad que nos permite acercarnos a la naturaleza a través de la ciencia como es el caso del Museo de Microbiología de San Pablo, edificio que funciona dentro de un gran parque inmerso en la ciudad. En el museo de microbiología encontramos dos aspectos particularmente significativos: por un lado, un cerramiento compuesto por un estriado de madera y superficies reflectantes optimizan y permiten el control de la luz natural en el interior. Por otro, un muro de vidrio con la decodificación genética de una secuencia descifrada en Brasil posibilita que los visitantes conozcan este hecho relacionando ciencia con identidad. Una artificialidad que permite materializar un ámbito fantástico como en el Mundo Acuático, donde Mario Moscoso con el pretexto de jugar con el agua y en el agua crea un espacio de fantasía con fines educativos en el Parque Mariscal Santa Cruz de la ciudad de Cochabamba. En un contexto natural opuesto a los anteriores, una artificialidad nos permite llegar a lugares poco accesibles como es el caso de las termas del Parque Nacional Villarrica en Chile, donde sutiles estructuras diseñadas por Germán del Sol nos posibilitan acceder y disfrutar de un paisaje donde la naturaleza nos envuelve y lo artificial pareciera no existir.

Una artificialidad que tendría que dejar de ser necesaria si los objetivos a largo plazo correspondientes a sensibilizarnos en relación a la naturaleza se cumplen. Omar Paris

< 23


César Augusto Naselli es Arquitecto egresado de la Facultad de Arquitectura de la Universidad Nacional de Córdoba, y especializado en Francia. Autor del libro de Ciudades Formas y Paisajes, co-autor junto con Marina Waisman del libro Diez Arquitectos Latinoamericanos, ha publicado numerosos artículos en revistas especializadas de Argentina y otros países. Director del Instituto de Diseño, UCC. Profesor de la Maestría de Diseño Arquitectónico y Urbano y del Doctorado de la Universidad de San Juan, Profesor Plenario FAUD, UNC. Ha dictado cursos en prestigiosas universidades.

la naturaleza envasada envasa el envase por arq.

César Naselli, Córdoba - Argentina

latitud: 31°22'S longitud: 64°15'O

El retorno a la Cultura de la Tierra y del Cuerpo Humano que generan un hábitat, mediante una nueva proyectualidad arquitectónica para su disfrute, podría ser mirado como contenedor quasi envase de un contenido valioso que atesora, preserva y comunica, al ser humano. El autor genera categorías para la comprensión de las tensiones entre naturaleza y artificio en la arquitectura actual.

1 Un enfrentamiento ancestral Cuando se explora la Arquitectura Argentina de la última década, contrastándola con aquella internacional que le es contemporánea, en búsqueda de similitudes y diferencias, se intuye esa pulsión contenida en el mismo hecho de habitar y construir el asentamiento humano. Ella se manifiesta como la confrontación de la Arquitectura con la Naturaleza, para su bien o para su mal.

24 >

Este conflicto configuraría uno de los apoyos del Diseño. Efectivamente, éste tiende a apropiarse de la Naturaleza Natural y a someterla hasta crear una Naturaleza Artificial nueva en el desborde transmoderno: propone allí una geografía virtual sin espesor ni consistencia, de imágenes mediáticas con espacios y tiempos sin identidad específica y de consumidores sin humanidad1. Existiría


entonces en la Creatividad Humana una dialéctica entre el Orden de la Naturaleza y aquel Orden Antrópico hoy dominante en el Diseño, expresión de la racionalidad abstracta, cartesiana y tecnológica humana. En su confrontación han quedado históricamente sumergidos los productos arquitecturales de impronta orgániconaturalista, expresionista y emotiva, los que, sin embargo emergen de tanto en tanto, y a veces con gran impacto cultural y mediático en la Historia y Teoría de la Arquitectura y de su proyectualidad2. 2 El retorno de los brujos: la Naturaleza, la Existencia y la Cultura La artificialización del mundo contemporáneo, corre paralela con el desarrollo del Diseño Industrial tan innovativo y abarcante, que amenaza convertirse en la nueva arquitectura del siglo XXI, como en el siglo XIX finisecular fue la de los Ingenieros. La arquitectura parecería lejos de su rol de inventar y construir al Hábitat Humano como instrumento de Vida, mientras que, repitiendo fórmulas atadas al mercado y a la gestión empresarial, lo deja en manos de las diversas otras prácticas del "Diseño". Este comienza a reclamar con fuerza una "Nueva Cultura del Proyecto", que propone aceptar la condición artificial del mundo, bajo la cual subyacería el sector productivo y sus intereses3. Las Ciencias Ambientales denuncian lo implicado: el agotamiento y desaparición de las substancias vivas y de sus seres -el árbol, el pájaro, la montaña, la transformación del >a

río en un artificioso artilugio mecánico- y eliminar la Naturaleza Natural, con sus imágenes y lecturas humanas -el Paisaje-, que desde el fondo de la Creación fue evolucionando con el Hombre mismo, hasta constituir su envoltorio ancestral. El diseño ético que se insinúa, emerge en una nueva Cultura del Eco-diseño Sustentable de la Realidad alternativa a la de Ezio Manzini-. Esta nueva proyectualidad plantea un justo equilibrio desarrollando una simbiosis con la Naturaleza, la Vida, el Arte y la Inteligencia Creativa humana, capaz de ver y poner de manifiesto lo que hay en el interior de las cosas, reencontrando lo que tanto sentido tuvo en la vida natural a la cual pertenecemos. Así, en el mundo hoy hiper-construído y deshumanizado, hay un retorno a la Cultura de la Tierra y del Cuerpo Humano que generan un hábitat, mediante una nueva proyectualidad arquitectónica para su disfrute, podría ser mirado como contenedor quasi envase de un contenido valioso que atesora, preserva y comunica, al ser humano. 3 Entonces, ¿la arquitectura es un envase? El envase configura un arquetipo natural - cultural, que evolucionó paralelo al hombre desde la membrana citológica de los primigenios organismos unicelulares, hasta la interfase exo-endomórfica, como cáscara de una nave espacial; desde el Carcaj de las flechas de un cazador neolítico hasta el omnipresente "packaging" -tótem especializado del Diseño Industrial y Gráfico - y finalmente desde >b

< 25


el esplendente traje de bodas de una princesa real, hasta la vivienda de descanso insumida en una sierra cordobesa que envasa su paisaje. El envase, captura, engloba y preserva esencias, sentidos, virtudes y cosas valiosas -durante un tiempo limitado-, para la vida humana según los valores que se les asignen: alimentos y perfumes, recuerdos y joyas, imágenes y testimonios, vestimentas y medicamentos, un corazón para un transplante y obras de arte para su transporte, y, también "miradas" que son vivencia existencial porque vinculan a un ser humano con su contexto, movilizando su crecimiento personal, y que merecen solidificarse en una arquitectura que las celebre y atesore para siempre. 4 La Naturaleza envasa a la Arquitectura y ésta envasa a la Naturaleza La extraña analogía entre una obra de arquitectura construida y ese ícono técnico del Diseño Industrial, el envase, devela su par dialéctico en el campo de los valores, el contenido. Y no cualquier contenido, sino aquel más precioso: ese recuerdo de su historia como evolución, hasta casi la trascendencia. La Arquitectura está -bajo esta miradadestinada a albergar el registro, imagen y documento de la especie humana desde su nacer de la Naturaleza Natural y de su deambular por ella, para radicarse construyendo un lugar habitable que es su objeto análogo culturalmente. Esa residencia concreta su modo de ser en el mundo: habitar, tomar sitio y sede para actuar, vivir y crear. >c

>d

La naturaleza y su imagen, el Paisaje, es un bien básico del desarrollo humano, desde que se imbricaron en su historia evolutiva y cultural, cuyo salvaje consumo y desaparición ocurren cuando se las considera un "recurso" y no un patrimonio, porque es su sostén último. La conciencia de esta tragedia despierta el deseo de atesorar sus aún presentes "relictos", y comienza a notarse en esa arquitectura que hoy reaparece acercándose a la tierra. Es como si la cabaña de Laugier reviviese, procurando ser un mecanismo de envasar y procesar -con sus estructuras artificiales- la naturaleza pero interpretándola, sosteniéndola y observándola, disfrutando de su máximo esplendor cuando se conecta con las fuerzas y energía que crearon al mundo. Los resultados de diseño muy relacionados con la ética del Proyecto de Arquitectura, podrían tomar forma en las siguientes categorías: a. La Naturaleza y su imagen, el Paisaje, capturados, envueltos e incorporados como si fuesen su real habitante, al interior de un constructo arquitecturado -ya fuese este un edificio o un territorio grande o pequeño, repropuesto como un contenedor- que los recorta de su contexto, descubriendo y articulando sus contenidos preexistentes. Este tipo de creatividad ya fue ensayado en el Land Art y el Earth Art a mediados de 1960 con obras paradigmáticas como el "Muelle en espiral" en el Gran Lago Salado de Utah (1970) de Robert Smithson, o "Caminando en Círculo" de Richard Long (1984), India; como los empaquetamientos >e

>f


b. La tendencia opuesta estaría encarnada en obras cuyo eje de diseño es un Paisaje deliberadamente expresivo de una naturaleza artificial creada arquitecturalmente, envuelta, e incorporada en un denso constructo urbano mediante una caja fuertemente diseñada: por ejemplo, el ex Banco de Londres en Buenos Aires (Clorindo Testa y asociados).

de Christo (Reichstadt, Berlín) o las experiencias efímeras de piedra, agua, tierra y madera albergadas en desiertos o espléndidos bosques naturales de Andy Goldsworthy. Recientemente, esta intervención en el territorio como contenedor de una instalación que saca a luz las cualidades paisajísticas de la naturaleza para transferirlas a una arquitectura adecuada al lugar, se realizó en las serranías arcillosas del perilago de Ullum (San Juan) con estudiantes de la Maestría en Arquitectura (MAZAS) y de la Escuela de Artes de la Universidad Nacional de San Juan, bajo la dirección de la artista plástica Silvia Martínez y el Arq. César Naselli (2004).

También en la Capital Federal lo hace Pablo Beitía en sus dos icónicas obras del Museo Xul Solar y la Casa de la calle Serrano, cuyos envoltorios -por consideraciones patrimoniales- no tienen correlación figurativa con la sorpresa que envuelven. En otra geografía, Alejandro Zaera-Polo y Farshid Moussavi crean en la Terminal Marítima de Yokohama un paisaje interior aleatorio y reglado a la vez; autogestado y sin embargo conducido, materializado y a la vez virtual. Este interior crea su propio envase externo, pulsando hacia fuera una topografía de geometría topológica difícil de materializar, originada en una analogía natural: la ola y el agua agitada de la bahía.

Dos jóvenes arquitectos cordobeses, Cristian Nanzer y Mariela Marchisio intervienen lo más abrupto y boscoso de las Sierras Chicas (Capilla del Monte), arrancando la imagen del Cerro Uritorco con sus quebrachales, para encerrarla en el interior de una vivienda que la absorbe por todos sus poros y aberturas. El interior, con una extrema austeridad y despojamiento permite por ello la lectura de la Naturaleza envasada perceptualmente con múltiples interpretaciones similares. Así, la casa de vacaciones en Arroyo Seco sobre el río Paraná (Santa Fe) de Rafael Iglesias es un milagro de evanescencia edilicia frente a la contundencia del paisaje que encierra. En ellas se nota la contracción de la grandilocuencia arquitectural edilicia, para centrar el diseño en el eje natura-cultura. >g

>h

c. Los intermedios entre las dos tendencias parecieran confluir en dos direcciones. Una de ellas podría ejemplificarse con la Casa de Descanso de Miguel Angel Roca en el Valle de Calamuchita (Córdoba) y, con otros vectores de diseño formales y tecnológicos, la Casa de Huéspedes en Cartagena (Colombia) por Rogelio Salmona. Ambas -a su manera particular- proponen un paisaje interior: una naturaleza doméstica y antrópica, simbiosis de lo natural y arquitectural, metáfora de un organismo vital, >i

< 27


que pulsa espléndidamente con un mundo natural exterior y que conforma un envoltorio arquitecturalmente perfecto, envuelto a su vez por una naturaleza natural como caja dentro de caja, en parte intocada, en parte domesticada, que se asoma al interior, pero en un mutuo respeto de distancias y espacios. La otra dirección es también un Paisaje Artificial interior, pero construido con elementos naturales en una metáfora de la naturaleza a reordenar sustentablemente, envasada en arquitectura sin disimulo. Esa analogía de la dialéctica entre el mundo natural y el artificial, que trata de diseñar un nuevo mundo real, tiene su referente en el Pabellón Holandés de la Exposición Universal de Hannover del 2000 del grupo MVRDV, y señala la posibilidad de reflexión crítica y especulación teórica que permiten los eventos de este tipo, discutibles como transferencia a la solución de urgencias humanas y ambientales4.

ging" de hormigón, madera y cristal, con todas las membranas y diafragmas de reacción ambiental especializada, necesarios para conservar en su interior frescos y activos trozos de verdadera naturaleza natural reconstituida, además de albergar y producir información científica. En su proyecto original, no construido, es envuelto por un "texto viviente" que articula el todo con un saber botánico taxonómicamente ordenado, uniendo dos relictos intocados de naturaleza ribereña del Río Suquía. Las actuales búsquedas de Herzog y de Meuron se inscribirían en esta proyectualidad, tanto en el edificio de Prada en Tokio -envuelta su planta baja en un cuenco de musgo natural- y los pixelados de obras como el Muelle de Enlace, o del Centro Cultural Oscar Domínguez, ambas en Santa Cruz de Tenerife, o del Nuevo Museo de Young en San Francisco. Estas son, sin embargo especulaciones figurativas que pretenden transferir la forma del mundo natural circundante al envase - fachada y al espacio interior de sus edificios, extraídas de un profundo conocimiento de la Geología y la Cristalografía de la Tierra.

En otro contexto próximo -Córdoba, Argentina-, Mónica Bertolino y Carlos Barrado, crean su Jardín Botánico que a pesar de su carácter proyectual un poco inclasificable, tal vez deba ser mirado como un auténtico "packa>j

>k

>l


En esta dirección proyectual -pero como su distorsión máxima- el fenómeno de los "barrios cerrados" se comporta como un macroenvase de un paisaje, una naturaleza y vida humana, supuestamente ideal, pero falsa y artificial según estudiosos del fenómeno cultural que encierran. Zaida Muxi explicita los profundos disvalores de esta naturaleza envasada como un producto de hiper-mercado, minuciosamente descripta sobre la "Ciudad- Pueblo Nordelta en Buenos Aires"5. Con todo no parece un ámbito perdido para la arquitectura creativa, despuntando como un posible laboratorio proyectual. Diseños de viviendas -como las de Oscar Fuentes (Buenos Aires) y del "Negro" Mendoza (Córdoba)- de indudable calidad proyectual para barrios cerrados, permiten albergar grandes esperanzas. En última instancia todo depende del diseñador creativo y talentoso. d. Efectivamente, éste puede descubrir espléndidas potencialidades proyectuales en un territorio natural o en un espacio inserto en un contexto urbano densamente construido, tal como el excepcional arquitecto chileno Germán del Sol, puede convertir el árido paisaje del 1 Noción consagrada durante la década del '90. Manzini, Ezio. "Artefactos" y Calabrese, Omar. "La era neobarroca". 2 Impacto muy bien aprovechado para los intereses de la retórica del planeamiento estratégico; caso del Guggenheim de Bilbao (Frank Ghery. Thomas Krens). Ver A &V N° 39, 1993. 3 Pareciera que estaría por cumplirse la profecía de Rayner Banham, donde afirma que los arquitectos enzarzados en esotéricas disquisiciones filosóficas y formales, dejan que otras prácticas profesionales desarrollen y por ende se apropien de su campo de competencia. Es notable la ausencia en el siglo XX de utopías y vanguardias arquitecturales por un lado, y por otro la incapacidad -o desinterés- por la innovación tecnológica y material de los arquitectos en el siglo XXI inicial. 4 Un antecesor lo constituye la obra de Emilio Ambasz. También Santiago de Chile, Enrique Browne construyó una sede empresarial en torre de oficinas, cuya fachada es un Jardín Vertical: Consorcio Nacional de Seguros. 5 MUXI, ZAIDA. La Arquitectura de la Ciudad Global. Editorial Gili. Barcelona, 2004. 6 El Seminario Iberoamericano Ciudad - Río, realizado recientemente en Córdoba - FA/Universidad Católica de Córdoba, mostró a la ciudad como el

Atacama en el envase de una naturaleza artificial arquitecturizada tan coherente con la natural, que parece su específica continuidad. Su deslumbrante conjunto de termas, estanques, caballerizas y hotel, cerca del Río Puritama, así lo evidencia. Esta categoría de naturaleza natural que envasa a la arquitectura que envasa a una naturaleza artificial coherente con la misma, tiene también un correlato en obras urbanas tales como, el Parque Micaela Bastidas en la Costanera Sur de Buenos Aires (Joselevich / Novoa / Garay / Magariños / Sebastián / Vila / Cajide / Verdecchia). Allí es donde la naturaleza artificial urbana envasa a una metáfora de la naturaleza natural jardín público- construida con elementos naturales. En estas intervenciones, en todas las mencionadas en este texto y en otras no mencionadas de igual valor, creemos que se contiene una dialéctica de inteligentes términos proyectuales, de tal calidad que se puede pensar en una fuerte proximidad de los dos términos de la confrontación inicial origen de estas disquisiciones, como una premonición de la probabilidad cierta de su equilibrio sustentable.6 envase artificial de ese indisimulable contenido natural que es un río, cuya recuperación redescubre con estructuras construidas su belleza implícita y la reconstrucción de un ambiente degradado. Casos: Malecón de Guayaquil, Plan Costero de Rosario y el Río Pasto, Colombia. > a Muelle en espiral en el Lago Salado de Utah , Robert Smithson. > b Caminando en Círculo, Richard Long. > c Casa de descanso en el Valle de Calamuchitade, Miguel Angel Roca. > d Casa en Capilla del Monte, Cristian Nanzer y Mariela Marchisio, foto: Gustavo Sosa Pinilla. > e Casa de vacaciones en Arroyo Seco, río Paraná, Rafael Iglesias. > f - g Museo Xul Solar, Buenos Aires, Pablo Beitía. > h Terminal Marítima de Yokohama, Zaera-Polo y Moussavi, foto: Pedro Pablo Arroyo Alba. > i Pabellón Holandés de la Exp. Universal de Hannover, MVRDV. > j Edificio de Prada, Herzog y de Meuron. > k Termas del Río Puritama, Germán del Sol. > l Parque Micaela Bastidas, Joselevich, Novoa, Garay, Magariños, Sebastián, Vila,Cajide y Verdecchia, foto: Lucas Períes.

< 29


La educación ambiental y el ecoturismo se ven generalmente como dos prácticas relacionadas pero al fin de cuentas separadas. Sin embargo si pensamos lo educativo en su concepto más amplio y no sólo relacionado con lo escolarizado, sino como el proceso social por medio del cual las personas aprehenden la cultura, el ecoturismo es una actividad educativa.

ecoturismo y educación ambiental por Msc.

30 >

Miguel Fernando Pacheco Muñoz, México DF - México

Miguel Fernando Pacheco Muñoz, Coordinador de Programas Educativos de la Dirección General de Zoológicos de la Ciudad de México, Gobierno del Distrito Federal. Profesor de la Cátedra de Educación Ambiental en la Licenciatura de Administración Ambiental, Facultad de Ciencias Ambientales, Universidad Tecnológica de Pereira, Colombia. Director y Fundador del Departamento de Servicios Educativos del Zoológico Matecaña, Colombia. Maestro en Ciencias, en el Área de Educación Ambiental por la Universidad de Guadalajara. Ha participado en congresos, cursos y asesorías, nacionales e internacionales sobre planeación estratégica y administración de centros de cultura ambiental, museos, pedagogía, divulgación de la ciencia, zoológicos y educación ambiental.

latitud: 19°24'S longitud: 60°40'O


El ecoturismo puede ser considerado como una práctica o especialidad de la educación ambiental. Desagraciadamente los animadores, operadores turísticos, técnicos de áreas naturales protegidas, guías o intérpretes, no han logrado incorporar y generar una práctica turística en el marco de la educación ambiental, sino que muchas veces se ha pensado el ecoturismo como un proceso totalmente independiente. Pero si pensamos la educación como el conjunto de procesos y actividades mediante los cuales un grupo asegura que sus miembros adquieran la experiencia social, culturalmente organizada e históricamente acumulada, es decir, si pensamos lo educativo en el sentido más amplio, el turismo puede ser conceptualizado como una práctica socio-cultural de orden educativo. Las personas cuando visitan un parque natural, un museo, un jardín botánico, un zoológico o un área de interés natural o cultural de forma libre y espontánea lo hacen con el fin de pasar unas horas de esparcimiento y diversión, están realizando actividades de tiempo libre de predominante carácter lúdico, pero es en cierto sentido la obligación y sobre todo la oportunidad de la institución proporcionar una experiencia educativa. La dimensión educativa es un valor agregado a un producto turístico. Las organizaciones dedicadas al ecoturismo pueden y deben proponerse la promoción de una cultura ambiental entre sus grupos de usuarios, obviamente con estrategias pedagógicas y didácticas diferentes a las destinadas a grupos escolares. Si bien es cierto que las motivaciones de una persona para realizar una práctica turística son la recreación y el espar>a

cimiento, las experiencias que se efectúan en el marco del turismo alternativo pueden tener un fuerte contenido ambiental. Cada vez es más común que el disfrute esté acompañado de información, como una demanda adicional al servicio; esto sin embargo no es suficiente, si bien un ecoturista ya esta sensibilizado y por eso se relaciona con este tipo de actividad, esto no significa que tenga los conocimientos para por sí mismo articular la apreciación del paisaje con la conservación y después ir más allá para reflexionar sobre la problemática socio-ambiental. La información sobre las especies, sus hábitos, sus características, sus comportamientos e interrelaciones, en el buceo, o en la observación de aves y en cualquier otra experiencia de ecoturismo, sirven para mejorar el servicio y aumentar el interés en la actividad por el turista, para aumentar la conciencia de los turistas ayudándonos a respetar el lugar y a minimizar los impactos culturales y sociales. Un ejemplo clásico para ejemplificar está situación es el buceo; esta actividad está considerada como una actividad eminentemente deportiva, sin embargo cuando se desarrolla como actividad turística es un ejercicio predominantemente contemplativo del paisaje marino y sin embargo el proceso interpretativo de este paisaje, de la geografía, la flora y la fauna había sido poco manejado por los guías. El buzo se deleita de los peces y el coral, pero muchas veces sigue sin tener ninguna explicación de lo que >b

< 31


está viendo, de los problemas ambientales que afectan al ecosistema y ninguna o poca reflexión de las consecuencias de su propia actividad y aunque hay guías altamente comprometidos con la protección del ambiente marino, se les ha dificultado articular su interés activista con procesos de educación ambiental que rebasen los aspectos puramente ecológicos. Elizabeth Boo, coordinadora del Programa de Ecoturismo del Fondo Mundial para la Naturaleza define al ecoturismo como: "El turismo que contribuye a la conservación", este tipo de visión es común en el caso de la educación ambiental en la perspectiva de los países ricos y desde un sesgo conservacionista (Pérez, 1999). A pesar de que en muchas de las experiencias ecoturisticas marcan como prioridades los aspectos culturales, la participación de las comunidades y la educación, como parte de los componentes del ecoturismo, se sigue conceptualizando y restringiendo el propósito central del ecoturismo a la conservación de la flora y la fauna y no de la interacción entre el hombre y la naturaleza; esto está muy ligado al uso del prefijo eco que sólo es una forma más de >c

32 >

denominar al turismo verde. Una concepción de ecoturismo que queda reducida a la apreciación del paisaje como teatro de las actividades humanas y que no ha retomado los aspectos teóricos y epistemológicos de la educación ambiental y que además limitan el proceso educativo a las estrategias de interpretación como proceso de mediación científica. Una excelente crítica y un nuevo planteamiento sobre la interpretación, más acorde a la perspectiva ambiental contemporánea se puede encontrar en: Los Sentidos de lo "Ambiental"; La Contribución de la Hermenéutica a la Pedagogía de la Complejidad de Isabel Cristina Moura Carvalho (La Complejidad Ambiental, Leff, 2000), donde se menciona que la interpretación, desde el saber ambiental, sería una interpretación enfocada a la interpretación-comprensión de los sentidos que sobre la naturaleza se han producido social, cultural e históricamente (Moura, 2000). Cuando estamos hablando de la dimensión ambiental no estamos refiriéndonos únicamente a la naturaleza sino a la relación entre la sociedad y la naturaleza. Algunas concepciones de ecoturismo lo reducen a un turismo centrado en >d


la "conservación" a secas, olvidando que la problemática ambiental no se limita a la protección de la naturaleza per se, sino debe unirse a objetivos sociales. Así, si bien es cierto que es necesaria la inclusión de temas de la biología, la ecología y la historia natural, debemos ir un paso más allá e incluir en nuestros discursos programas y actividades las causas y consecuencias sociales de la pérdida de biodiversidad, de la importancia de visiones no occidentales sobre lo natural, como el saber y el conocimiento indígena, de la importancia de los servicios ambientales, de las relaciones de la extinción con las causas y consecuencias de otros problemas ambientales y de la relación que existe entre el consumo y la destrucción de la naturaleza, de los ecosistemas como potencial de desarrollo, etcétera. El ecoturismo, el turismo de aventura, el turismo rural, el turismo científico y otras formas de turismo alternativo y sus prácticas didácticas-apreciativas o recreativas-deportivas; tales como la observación activa para la apreciación lúdica del paisaje, la flora y fauna, fósiles y procesos geológicos, en el senderismo interpretativo, la participación en proyectos de investigación biológica, conservación, restauración, la recreación pasiva o activa, las diversas modali>e

dades deportivas y de aventura que se realizan en espacios naturales se pueden perfectamente retomar experiencias de educación ambiental desarrolladas en otros ámbitos. El turismo verde, como segmento turístico que promueve actividades relacionadas con la naturaleza, no es el turismo que debería ser considerado como ecoturismo. No debería ser la naturaleza como escenario, su único referente. El ecoturismo puede ser entendido como una práctica social que se caracteriza además por su interés por la naturaleza y su conservación, con una nueva valoración ética de la naturaleza, con objeto de mejorar las condiciones de vida de las poblaciones dueñas del recurso, que genere una reapropiación y resignificación del entorno y la cultura local, que se involucre en la gestión del servicio y la apropiación de los beneficios. Es un modelo turístico que no es sólo instrumento, sino base de la creación de una nueva cultura tanto en el visitante como con los prestadores y los dueños del recurso (López, et. al. 1997). El agroturismo, la ecoarqueología, la exploración de las culturas étnicas y populares a través de su cultura incluyendo aspectos como el lenguaje, historia y tradiciones, sus for>f

< 33


mas de aprovechamiento de la naturaleza, sus tradiciones artesanales, la medicina y la gastronomía son ricas fuentes para aprehender la complejidad ambiental y no deberían ser sólo una forma curiosa de pasar el tiempo libre. Asimismo las caminatas, las cabalgatas, la escalada, la espeleología, el buceo, el vuelo en globo, el descenso en ríos, el cañonismo, el kayakismo y otras actividades deportivas ofrecen una excelente oportunidad para la interpretación de la naturaleza y se disfrutan más cuando se comprende el espacio donde se realizan. De hecho las propuestas de formación profesional en estas cuestiones se encontraba ya desde principios del siglo pasado relacionadas a los parques naturales; en 1906 la Universidad de New York inició su primer programa académico de ocio unido a los llamados Recreation and Parks Education donde educación, ocio y aire libre estaban estrechamente relacionados (Cuenca, 1997). El saber ambiental propone una serie de elementos para cuestionar las actividades ligadas al ecoturismo y al turismo alternativo, si bien es cierto que este tipo de proceso >g

34 >

no responde al modelo turístico de masas, altamente depredador del paisaje y la naturaleza, de la historia y la cultura, a una escala y con una visión industrial. El ecoturismo no debería convertirse en un producto más para complementar el turismo tradicional, sino en un turismo diferente con un fuerte componente educativo. Las actividades de ecoturismo no están exentas de los problemas de la sociedad posmoderna, como el individualismo y hedonismo. Pueden tener espacio en discursos que supuestamente proponen otras relaciones con la naturaleza y la cultura y no hacer más que prostituirlos. Nada garantiza que las actividades en plena naturaleza no estén orientadas en el sentido de la enajenación del tiempo libre, ordenadas por el consumo y tampoco que no puedan convertir en objeto y mercancía a la naturaleza y a la cultura o participar en algún tipo de relación cultural desigual. Se puede sin querer y porque no se ha pensado en ello, participar en la construcción de una nueva versión del mito del paraíso perdido, mito tan alienante y falso como el que se da en el tradicional turismo de playa. El ecoturismo también da oportunidad para el simulacro, >h


para presentar un paraíso sin personas, sin cultura, sin historia, sin problemas, puede dar espacio para la asepsia, puede proponer una experiencia altamente gratificante pero no proponer una vivencia íntima y personal al viajero, una experiencia transformadora. También se pueden proponer experiencias parecidas y abstraídas de lo real, un contacto superficial tanto de la naturaleza como de la cultura, muy al estilo de las industrias culturales. Es decir una representación unidimensional que no permite la aprehensión de lo real, la Disneyficación de lo natural. El ecoturismo y otras formas de turismo alternativo deben estar orientados hacia el desarrollo regional, en la resignificación de la naturaleza, integrando la tradición y la historia, el contacto con las culturas en su diversidad, en el verdadero encuentro con el otro, dignificando lo que ahí vive y a los que ahí viven, en el desarrollo personal que se da en la verdadera comunicación y no en la simulación. Es ahí donde los aspectos educativos son importantes, para permitir, además del disfrute lúdico de la naturaleza, su reapropiación y resignificación. Las actividades de ecoturismo pueden apoyar su propuesta con las aportaciones que se >i

hacen desde la educación del tiempo libre, la pedagogía del ocio, la animación sociocultural y la interpretación ambiental. Muchos de los espacios naturales desarrollan programas educativos con técnicas de ecoturismo y es esencial empezar a tratar de articular conceptual y metodológicamente las prácticas del ecoturismo y la educación ambiental. Referencias bibliográficas: Cuenca C. Manuel. Ocio y Animación Sociocultural, Presente y Futuro. En Animación Sociocultural, Trilla Bernet Jaume. Ariel, España, 1997. Moura Carvalho Cristina Isabel. Los Sentidos de lo "Ambiental": La Contribución de la Hermenéutica a la Pedagogía de la Complejidad. En La Complejidad Ambiental, Enrique Leff, coordinador, Siglo veintiuno editores, Centro de investigaciones interdisciplinarias en ciencias y humanidades, UNAM, PNUMA, México, 2000. López Pardo Gustavo, Palomino Villavicencio Bertha. Turismo y Medio Ambiente. Revista Momento Económico. Desarrollo sustentable: ecosistemas, agricultura y energía, Instituto de Investigaciones Económicas. UNAM, Septiembre - Octubre, UNAM, México, 1997. Pérez de las Heras Mónica. La Guía del Ecoturismo. Mundi Prensa, México, Madrid, España, 1999. > a b c d e f Jardín botánico de Córdoba, Argentina. > g h Zoológico de Quito, Ecuador. > i j Parque do passanna, Curitiba Brasil. >j

< 35


museo de microbiología Marcio Kogan por Maria Alice Junqueira Bastos

latitud: 23°53'S longitud: 45°19'O

ubicación: Instituto Butantan, São Paulo, Brasil superficie: 500 m² año: 2002

colaboradores: Bruno Gomes, Oswaldo Pessano equipo: Diana Radomysler, Gisela Zilberman, Renata Furlanetto, Samanta Cafardo programación visual: Samanta Cafardo, Bruno Gomes

calculo estructural: Wajchemberg Engenharia s/c Ltda. iluminación: Autoraf Projetos Especiais constructor: Sistema Engenharia Térmica

1 rte co

8 7 7

7

6

5

1 2 3 4 5 6 7 8

4

2 1 3 corte 2

1

27

planta

36 >

0 N

1

2

3

4

5

10

patio boletería exposición circulación auditorio laboratorio sanitario deposito


traducción: Inés Moisset fotografía: Arnaldo Pappalardo

edificio preexistente

< 37


El Instituto Butantan en São Paulo, un centro de investigación biomédica vinculado a la Secretaría de Salud del Gobierno del Estado de São Paulo, funciona en medio de un parque. Un conjunto irregular de construcciones, protegido por el órgano de Patrimonio del Estado de São Paulo (Condephaat) en la década del 80, compone las diversas instalaciones de la institución. Los edificios más interesantes datan de la primera mitad del siglo XX. Son edificios bajos, de hasta 3 pisos, eclécticos o protomodernos. La disposición de los edificios es un tanto fortuita, resultado de un conjunto que se formó a lo largo del tiempo. El lugar es particularmente agradable, tiene una generosidad de espacio casi rural, aunque hoy el conjunto esté cercado por la mancha urbana de la ciudad. El parque es especialmente atrayente para los niños debido al pozo de serpientes, donde esos reptiles pueden ser observados al aire libre. El Instituto Butantan tiene su imagen ligada a la producción de sueros y vacunas -como por ejemplo el suero antiofídico, antídoto para el veneno de cobra,- y ya contaba con el Museo Biológico, creado en los años 60, que expone animales vivos: cobras, arañas, escorpiones, lagartos. La creación del Museo de Microbiología puede ser percibida como una manera de reforzar la imagen del Instituto como un importante centro de investigación científica, creando un vínculo entre este aspecto del instituto y la sociedad. La gestión de inversiones en la ampliación, creación o manutención de los equipamientos del Instituto está a cargo de una corporación sin fines de lucro, la Fundación Butantan, establecida en 1984, cuyos recursos provienen del Ministerio de Salud. Por eso, el proceso de producción del edificio fue diferente del proceso común a que son sometidos los edificios públicos en Brasil. El arquitecto fue invitado por el generador del museo y presidente de la Fundación Butantan, Dr. Isaías Raw, que acompañó de cerca la concepción del edificio.

38 >


El proyecto del Museo de Microbiología resulta del aprovechamiento de una estructura en hormigón armado que estaba abandonada en el lugar. Esta estructura, losa y pilares, había sido construida en los años 70 para albergar el comedor de los empleados. Fruto de su tiempo, es una estructura poco neutra. Una pérgola nervurada en voladizo con cantos oblicuos y una losa que se abre en un ángulo de 45 grados, fueron los determinantes formales con los cuales el proyecto de Márcio Kogan tuvo que lidiar. Además de aprovechar la estructura existente, otro dato importante fue la escasez de recursos, dentro de la actual restricción de presupuestos presente en el sector público brasilero. El programa del museo es pequeño y consiste en tres ambientes principales: salón de exposición, laboratorio y pequeño auditorio (para 40 personas), y se completa con las funciones auxiliares: sanitarios, depósito y recepción. El museo está volcado a la enseñanza científica, siendo su principal público estudiantes y sus profesores en visitas guiadas de escuelas. El laboratorio, por ejemplo, es para uso de los estudiantes de la escuela secundaria, que aquí tienen la posibilidad de hacer experiencias asistidas con equipamientos sofisticados (capacidad para 15 estudiantes). El salón de exposición permanente sigue la misma orientación educativa. El mobiliario, diseñado por el arquitecto, consiste en un gran mostrador central y en un panel de vidrio que toma integralmente la única pared del ambiente. Iluminado por detrás, el panel tiene una serie de letras impresas de manera aparentemente random, que es la decodificación genética del microorganismo causante de la plaga de la "colorosis varigerada" (que ataca árboles cítricos), secuencia que fue descifrada en Brasil. Al observar el edificio ocurre la constatación un tanto obvia, de que el arquitecto logró un resultado contempo-

< 39


ráneo. Tal vez no está demás intentar investigar ese lugar común, identificando los elementos que llevaran al resultado alcanzado. El concepto central en la intervención de Márcio Kogan fue el recubrimiento integral de la estructura original. En su mayor parte ese recubrimiento asume la característica de una segunda piel, externa a un cerramiento en vidrio. Se trata de un estriado horizontal de listones de madera (ipê natural) que corre externamente al límite de la estructura. El recubrimiento integral de la estructura garantizó su neutralización formal, una introspección adecuada a la idea de museo, la iluminación natural indirecta y controlada y una hipótesis de relación con el contexto físico: las infra-estructuras del instituto y la vegetación.

40 >

El uso de la segunda piel está ligado a la atribución del nuevo papel para la estructura portante. En la arquitectura moderna la explicitación de la estructura independiente fue un factor central en el diseño de los edificios. En los años 70, en Brasil, la importancia de las estructuras en hormigón iba mucho más allá de su responsabilidad estática. En edificios definidos en hormigón aparente y vidrio la solución estructural, por sí, ya respondía a la concepción formal. En el Museo de Microbiología, la estructura fue neutralizada como elemento formal: un forro liso de yeso cubre la losa, dos pilares mayores sueltos en los ambientes principales y los pilares en la línea de cerramiento en vidrio fueron pintados de blanco; la pérgola encapsulada entre el vidrio y el filtro de madera pasó a tener importancia como elemento de iluminación. Para completar la neutralización de la impositiva estructura original, fueron hechas dos pequeñas intervenciones en la entrada y en el pasaje para el patio, donde la pérgola fue sustituida por una delgada losa plana sobre las puertas. O sea, la estructura independiente garantiza la planta libre, garantiza el plano de vidrio continuo, pero es un elemento al servicio del desempeño funcional y estético del edificio, en la retaguardia.


VIDRO FIXO

VIDRO FIXO

VIDRO FIXO

VIDRO FIXO

VIDRO FIXO

VIDRO FIXO

VIDRO FIXO

corte 1

0.08

0

1

2

3

4

5

10

corte 2

< 41


En este edificio la segunda piel es un factor de control y transformación de la incidencia de luz que se torna cenital e indirecta. No se trata de ofrecer un resguardo para bloquear la incidencia de los rayos del sol, sino de transformar la calidad de la luz. Para ello fue necesaria la creación de un espacio intermedio entre las dos pieles, visualmente integrado al espacio interno del museo, y cuyo piso está recubierto por piedras blancas sueltas que reflejan la luz. Esa área intermedia, necesaria al sistema de iluminación natural propuesta, está llevando calidad de uso y confort humano en los ambientes que rodea. Lo interesante de la solución fue que, como ya estaba la pérgola que contorneaba las áreas vidriadas del edificio original, la solución parece haber sido natural: el arquitecto mantuvo el cerramiento en vidrio en la línea de los pilares -misma posición de las vidrieras originales que fueran substituidas por grandes planos de vidrio-, y la pérgola pasó a iluminar el espacio entre el vidrio y el emparrillado de madera. La expresión formal del nuevo edificio está dada por la contraposición entre el estriado de madera de las áreas con

42 >

iluminación natural controlada y la mampostería de las áreas cerradas (auditorio, baños, depósito). No expone una división funcional, ni tampoco una explicitación constructiva entre por ejemplo, estructura y envolvente, pero sí el grado de permeabilidad entre los espacios internos y el exterior. El mayor grado de permeabilidad se da en el patio, espacio delimitado por un estriado semejante al que cerca al edificio, sólo que más bajo y más abierto (en él las tablillas están acostadas). Esa apariencia externa del edificio definida por la graduación abstracta desde el cerramiento en mampostería revestida con revoque (común a los edificios eclécticos del Instituto) hasta la transparencia del patio dialoga bien con el contexto físico del Instituto. El patio, parte integrante de la composición del edificio, tiene árboles plantados en todo su perímetro, por lo que será radicalmente diferente de aquí a algunos años por la sombra y por la masa verde que se formará encima del cerramiento en madera. La suposición de una continuidad del edificio en el tiempo, afirmada por el ciclo de los árboles contrasta con la sencillez de la intervención, con el aspecto leve y desmontable del estriado de madera fijo en montantes de aluminio anodizado. Los edificios son hechos para durar, sentido común repetidamente negado en Brasil, donde la cultura dominante privilegia lo nuevo. De ahí la madera todavía sufre cierto preconcepto en Brasil. En este Museo, el cerramiento leve, con su ambigüedad entre vedar y vaciar, fue valorizado con el uso de la madera. Pero más allá de las cualidades intrínsecas del material, el uso de la madera acrecienta el resultado formal del museo. El arquitecto obtiene una mayor riqueza de significado con el uso no convencional de un material tradicional. El máximo con el mínimo, es la idea que se nos presenta después de una aproximación al edificio. Una optimización de recursos, en términos financieros, en los materiales aplicados o en los pocos trazos de la intervención propuesta, alcanzada por la calidad de la arquitectura.


< 43


termas geométricas Germán del Sol por Pablo Ocampo

latitud: 39°25'S longitud: 71°50'O

ubicación: Fundo cajón negro, km. 16, camino de Coñaripe a Palguín, Parque Nacional Villarrica, X Región Chile. superficie: 160m2 año: 2003

colaboradores: José Luis Ibañez G., Arquitecto. Carlos Venegas, Artes gráficas. José Inostroza, Ayudante. cálculo estructural: Fernando del Sol V. pozón 2 coyote

acumulación 3 la angostura

pozón 8 la taza

pozón 10 pablo

cascada chica

pozón 7 piedra sola

acumulación 6 sobre muro

pozón 6.5 sin fondo

la vaca acumulación 1

acumulacion 2 la toma

acumulación 4 grieta norte

pozón 5 la gotera

pozón 3 ultimo rojas

acumulación 5 del perro

baños 1

pozón 4 el peldaño

pozón 6 texaco pozón 13 los leones pozón 11 ana maría

pozón 14 niños

pozón 15 el final

planta gral

baños 2

quebrada fria 3 viejo 2

quebrada fria 2 viejo 1

pozón 12 la roca

quincho baños y camarines

44 >

pozón 9 flotante

0

10

20

30

40

50

Bañarse en una terma, tal vez sea la mejor actividad que se puede hacer al aire libre con gusto todos los días del año, porque está en su plenitud en el frescor del bosque si es verano, o si amanece, llueve, nieva, o empieza a oscurecer; las Termas Geométricas aprovechan sesenta y tantas fuentes de pura agua caliente termal, que suman más de 15 litros por segundo y que brotan naturalmente a 80° de temperatura, en una quebrada antes inaccesible, en medio de los bosques nativos del Parque Nacional Villarrica, en el kilómetro 13,5 del camino que cruza el parque entre Coñaripe y Pucón. Germán del Sol

pozón 1 primero


constructor: José Luis Ibañez G. jefe de obra: Eliseo Barriga consultores: Guy Wemborne

fotografía: Guy Wemborne

quebrada fría

cascada grande 2 cascada grande 1

< 45


46 >


elogio a lo inacabado Para Germán del Sol el trabajo arquitectónico en paisajes naturales no es una casualidad sino una elección. De ahí que todas sus obras tengan como telón de fondo paisajes incalculables como la Patagonia o el Desierto de Atacama. Sin embargo, no se trata de objetos instalados en el paisaje, ni tampoco de topologías que se pliegan para imitar las formas de la naturaleza. Su búsqueda no se dirige hacia la estética de la forma, sino hacia algo más complejo y a la vez ético: la experiencia del habitar. Un parámetro que vuelve a colocar en la discusión la noción de lugar, pero esta vez a partir del entrelazamiento entre arquitectura y naturaleza. Para ello, la arquitectura de Germán del Sol nos adentra a través de la inmediatez de la percepción en la invisibilidad del mundo háptico. Un territorio táctil en donde la arquitectura sólo existe en la medida en que puede ser experimentada por el cuerpo humano. Así, antes de imaginar cualquier forma, el proceso proyectual de Germán del Sol consiste en imaginar la vida que se desplegará en el edificio. Por un lado, el objetivo es rememorar experiencias vividas en otros momentos y lugares, mientras por otro lado, al mismo tiempo, antes o después, el objetivo es descubrir las experiencias que surgen del lugar a intervenir. De este modo, el resultado de la superposición de ambas experiencias es un orden específico e irrepetible para cada proyecto y lugar. Un orden que lejos de ser absoluto, abstracto o idealista, se sustenta únicamente en las relaciones que surgen del habitar. Las Termas Geométricas son el resultado de este orden específico. Desde la primera intervención, el trabajo sobre la quebrada consistió en excavar con delicadeza para revelar el orden presente en el lugar. Había que limpiar la quebrada para hacer aparecer los muros de piedra, las fuentes termales y el estero. Sin embargo tras la limpieza, la des-

planta quincho

0 1 2 3 4 5

10

nudez del lugar no sugería la dirección que debía tomar la intervención arquitectónica. Había que construir piscinas y pasarelas para hacer habitable el lugar, pero no quedaba claro cómo la arquitectura debía interactuar con lo existente para revelar en todo su esplendor el acto del baño en medio de la naturaleza. El problema de fondo no era el programa, sino cómo éste podía y debía hacerse de acuerdo a las condiciones presentes en el lugar. No había duda de que el objetivo era buscar una relación próxima con la naturaleza, pero ¿había que imitar la naturaleza haciendo que la arquitectura desapareciera, o la arquitectura debía adquirir una presencia radical que permitiera distinguir lo natural de lo artificial? La respuesta a este dilema fue otra experiencia. "En medio de estas decisiones - explica Germán del Sol - hice un viaje a Grecia para visitar la isla de Naxos, donde había unas tumbas que se llaman precisamente las tumbas geométricas. Nadie sabía como llegar ni donde estaban. Nos mandaron a unos cerros y de repente en medio de un pedregal me encontré con unos círculos de mármol en el suelo. Unos círculos perfectos con unas tabletas de mármol levantadas a medio metro de alto. En medio de la natura-

< 47


48 >


+ 3.30 + 2.78 + 2.34

+ 1.55

+ 0.75

+ - 0.00

camarines

ba bañ ños

0

1

2

leza la geometría era el signo inmediato de la obra humana. De ahí en adelante ese fue el objetivo de las termas geométricas".1 Por lo tanto, no se trataba de imitar la naturaleza sino de resaltar su presencia a través de elementos geométricos que contrastaran claramente con ella. Un proceso similar al que sufre el diamante en bruto al ser tallado por el orfebre. Y para Germán del Sol el vacío de la quebrada era un diamante en bruto que debía ser tallado directamente para hacer aparecer todo su esplendor. De esta manera, el trazado definitivo de la geometría de las piscinas y de la pasarela, se haría directamente de acuerdo a las posibilidades del lugar y sobre la base de planos de referencias. La primera acción en el lugar consistió en la construcción de las piscinas. Si bien, los volúmenes de agua caliente que se podían encontrar ya habían sido calculados, había que cuidar que la profundidad de las piscinas no se excediera. Por esta razón, la geometría de las piscinas fue trabajada a través de una serie de muros de piedra en forma de ángulo obtuso, los cuales se adosaron a las murallas de la quebrada para dejar fluir el estero entre ellas. Luego de

vista frontal

vista lateral

0

1

2

ello, la segunda acción consistió en la construcción de una delicada pasarela de madera para acceder y descubrir cada una de las piscinas. Una verdadera promenade architecturale que no surge sólo de las posibilidades del lugar, sino de la búsqueda de Germán del Sol por lograr una arquitectura en donde la permanencia y el recorrido se produzca exclusivamente a partir de percepciones y no de instrucciones. De ahí que los principales referentes de Germán del Sol sean la arquitectura de Aalto y de Wright, en donde la fluidez del espacio se construye únicamente a partir de estímulos verdaderos. El resultado de estas acciones es que en medio del vapor y de los reflejos, las geometrías de la pasarela y de las fuentes se entrelazan con las formas de la quebrada con una intensidad pocas veces lograda, haciendo que el acto del baño se desarrolle en todo su esplendor.2 No obstante, el resultado de estas acciones no coincide con lo que acostumbramos a llamar arquitectura en la actualidad. No estamos frente a ningún paradigma ni tendencia vanguardista, sino ante una obra inacabada con extrema precisión. Una obra que como plantea Germán del Sol adquiere la

< 49


canal distribucion agua caliente

+ 1.20

+ - 0.00

50 >

corte transversal pileta

0

1

2

3

4

5


forma de una ruina para recibir la potencia inagotable del evocar. Por lo tanto, lo que se presenta en este texto y en estas imágenes es únicamente aquella parte de la obra que los ojos pueden capturar, en la misma medida en que han quedado fuera aquellas experiencias inacabables que ella puede llegar a provocar. Por último, nada más agregar que si esta obra en particular tuviera que ser situada en algún capítulo de la historia de nuestra disciplina, sin duda debería formar parte del capítulo titulado el non finito de la arquitectura. Un capítulo que siempre ha sido escrito con geometría y en donde se acumulan todos aquellos manifiestos que nos recuerdan que la arquitectura es algo más que un objeto perfectamente acabado.

1 Esta cita ha sido extraída de la entrevista realizada a Germán del Sol en Santiago de Chile en noviembre de 2004. 2 Se han privilegiado las acciones que tienen que ver con la incorporación formal de la geometría en las termas. Por esta razón, los quinchos no son tratados en este texto.

+ 1.85

+ 1.12

+ - 0.00

detalle pasarela

0

1

2

< 51


jardín botánico latitud: 31°22'S longitud: 64°15'O

Mónica Bertolino y Carlos Barrado por Gueni Ojeda ubicación: parque del infiernillo, Córdoba, Argentina superficie: 2008 m2 cubiertos y 6 ha. de terreno año: 1999

inspección técnica: Municipalidad de la ciudad de Córdoba

proyecto de paisajismo: Hilda Moratello Marta Lanfranchi

planimetría general 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10

reserva del Infiernillo

parque lineal del Río Suquía

11 herbario 12 apoyo herbario 13 laboratorios 14 sala de Exposiciones 15 oficina de control 16 oficinas 17 biblioteca 18 laboratorios 19 laboratorio 20 deck

ingreso, plaza cubierta plaza, umbráculo invernadero sala de exposiciones acuario acequias sanitarios aviario ingreso a edif. de inves. oficina

jardín botánico

20

5

14

4 6 3 1.50

1.55

13

2

18

9

20 10

11

16

12

19

17

1 7

6

52 >

detalle de subsuelo

15

8

20

planta baja

0

5

10

planta alta

0

5

10


carlos barrado

fotografĂ­a: Carlos Barrado 30-60

< 53


el edificio en el jardín botánico de Córdoba Planteamos la lectura de la obra desde tres miradas diversas, que entran en conflicto en ciertos puntos, pero que en definitiva constituyen la posibilidad que entendemos más completa de abarcar la totalidad del proyecto, la obra y su vitalidad en el tiempo. Si bien el comentario se centra en el edificio del Jardín Botánico como obra de arquitectura, es ineludible referirnos a los acontecimientos que se sucedieron en los años posteriores a su inauguración y que fueron determinantes en la concreción de lo que hoy podemos visitar.

54 >

uno. Una mirada se enfoca en el proyecto del edificio y la construcción de la obra arquitectónica, finalizada en 1999, que estuvo a cargo de Mónica Bertolino y Carlos Barrado por encargo de la Municipalidad de Córdoba. El proyecto, según nos comentaron los mismos autores, "se enmarcaba en un plan, desarrollado por la Municipalidad en aquel momento, de recuperación de terrenos en desuso para incluirlos en un sistema de espacios verdes a nivel urbano. Se buscaron especialmente solares que ofrecieran la posibilidad de vinculación con parques existentes. Fue una preocupación central de aquella gestión la incorporación de nuevos espacios públicos, que abarcaron desde la adecuación de pequeños terrenos como plazas barriales hasta

propuestas mayores como la del Botánico". En aquel momento se desarrolla un proyecto para el Jardín Botánico de Córdoba -el edificio y el parque-, con la idea de unir la reserva del Infiernillo con el parque lineal del Río Suquía, mediante la recuperación de unos terrenos utilizados como basural. Un cambio en el gobierno sólo permite concretar para la inauguración la construcción del edificio y el acceso al parque, sin la incorporación de ningún elemento natural. El tema principal que plantea el proyecto del edificio es la dualidad natural-artificial. Esto mostrado con una absoluta franqueza, resultado quizá de las ajustadas condiciones económicas en las que se desarrolla la obra. La naturaleza que rodea y envuelve a la construcción, y esta misma a su vez conteniendo naturaleza en su interior, artificialmente mantenida. Sugiere la idea de un juego entre contenidos y continentes, con límites imprecisos, ambiguos y variables entre lo natural y lo artificial. El edificio se define claramente en tres sectores diferenciados: el sector de exposiciones (un contenedor/invernadero de especies exóticas, un bloque de exposiciones y un aviario) el sector de investigaciones (un bloque que alberga laboratorios, biblioteca, herbario y servicios) y el sector de


30-60

carlos barrado

carlos barrado

invernadero

bloque de exposiciones

< 55


fachada este

30-60

56 >

fachada sur

carlos barrado

30-60

carlos barrado

30-60

bloque de investigaciones

fachada oeste


la plaza de acceso y circulaciones que articula los dos anteriores (un espacio fluctuante, que discurre en torno o dentro de los espacios, materializando un recorrido continuo). En la configuración y la materialidad de los sectores aparece nuevamente el tema de la dualidad; las formas y los materiales expresan alternadamente oposiciones entre situaciones espaciales. En estos aspectos se advierte cómo la economía de recursos resulta en una total claridad para transmitir ideas contundentes que hacen a la razón de ser del edificio. El invernadero se presenta como un volumen prismático, construido en metal y vidrio, ubicado muy próximo al bloque de exposiciones, materializado a su vez con muros de piedra del lugar y hormigón -piedra artificial- donde, a riesgo de parecer redundantes, volvemos a encontrar la dualidad natural-artificial. Ambas construcciones muestran de un modo muy despojado su lógica constructiva, no existe la intención de asimilarlos o conectarlos por medio de intercambios materiales o formales. Conviven por oposición, la piel de vidrio sostenida por una estructura metálica que se cierra al exterior generando un clima artificial; y el bloque de piedra y hormigón que se presenta en la fachada como una sección del volumen, mostrando la lógica del sistema constructivo y creando diversas posibilidades de ingreso de luz. El bloque de investigaciones plantea una situación similar a esta última en cuanto a su materialidad. La dualidad, en este caso, se nos presenta en la diferente configuración de las secciones este y oeste. Construido en piedra y hormigón, el bloque asimilado a un artefacto, se divide en dos por la pasarela de madera que lo atraviesa. Hacia el parque -al este- se ubican las oficinas y espacios de apoyo que se abren con grandes aberturas protegidas por delgados parasoles; mientras que la otra sección del edificio contiene la biblioteca y el herbario hacia la calle lateral y forma pequeñas aberturas tridimensionales, a modo de lucernarios verticales, que filtran la luz del oeste. Por último, el espacio de la plaza de acceso que recibe al

visitante se configura como una rótula entre los dos sectores. Plantea a su vez un nuevo tipo de dualidad: el cerramiento o abertura total del límite de la plaza. Materializada por tabiques de hormigón muy esbeltos, que por su trazado permiten o no la visión a través de ellos según sea la posición del observador. Desde la plaza de acceso nace el recorrido que se opone en cuanto a forma y materialidad a todos los espacios ya mencionados: es una rampa - pasarela - puente construida totalmente en madera, que dirige y orienta el recorrido en su continuidad. Es fácilmente reconocible y diferenciable del resto, lo imprevisible en este caso es dónde ubicar los límites de la pasarela; es exterior, es interior, se interrumpe y vuelve a comenzar proyectándose hacia el paisaje. dos. Otra mirada se dirige hacia aspectos un tanto tangenciales a la obra de arquitectura; los cambios que sufre el proyecto y la obra como consecuencia de circunstancias políticas, cambios en la administración pública que implican a nuevas personas a cargo de su dirección y responsables de su crecimiento. El parque del Jardín Botánico es proyectado por una nueva gestión de gobierno1 en el año 2000. En este punto es importante señalar que, si bien cambian los responsables de la institución, se continúa con el desarrollo del Jardín Botánico y se mantiene, si bien no el proyecto original del parque, sí el programa general de unión de espacios verdes urbanos que dio origen a la propuesta. Se ejecuta una primera etapa del parque que comprende tres de las seis hectáreas del predio. En el año 2002, se desarrolla el proyecto ejecutivo de la etapa de completamiento del parque, que incluye la extensión del paseo hasta el arroyo del Infiernillo, la construcción de equipamientos -salones y sanitarios- y la apertura del predio que separa al parque de la Universidad Libre del Ambiente al norte, materializando así la unión con el parque lineal del Río Suquía. El proyecto contempla la obra del nudo vial Riobamba-Colón, y se asegura su ejecución mediante un crédito del BID. Actualmente, con un nuevo cambio en la gestión de gobier-

< 57


30-60

30-60

carlos barrado

plaza de acceso


no y en la dirección de la institución, se comienzan las obras de ejecución de esta última etapa. tres. Por último hacemos foco en el parque del Jardín Botánico y su relación con el edificio. En cuanto al proyecto del parque sólo apuntamos breves comentarios. Atendiendo a los aspectos que puedan poner en valor la obra realizada por los anteriores diseñadores, por ejemplo, desde la materialidad se retoma la idea de presentar los senderos y pasarelas de madera como elemento de continuidad en el recorrido. La localización de los elementos vegetales del parque y del espejo de agua se decide en base a la situación del edificio, atendiendo a recorridos y visuales que se generan a su alrededor. La propuesta interior del invernadero provoca un nuevo juego de contenidos y continentes, la naturalidad de la selva misionera creada artificialmente oculta casi por completo la estructura del volumen prismático del invernadero. Desde el año 1999 el Jardín Botánico se encuentra inaugurado y en funcionamiento. Durante esa gestión y mientras se ejecuta el proyecto del parque se ponen en marcha una serie de actividades educativas, turísticas, de difusión, de investigación y desarrollo, que son quizá los aspectos más destacables de la existencia del Jardín Botánico como institución. Los espacios públicos urbanos tienen vitalidad en tanto representen un ámbito de intercambio para la población. El

En el periodo 1999-2003 se reciben 22.000 alumnos de establecimientos educativos de todos los niveles en visitas/talleres; 180.000 personas en visitas de público en general; con un total de 202.000 visitantes. Se realizan más de 30 eventos como actividades brindadas a la comunidad (muestras de obras de arte, exposiciones florales, exposiciones culturales, teatro, títeres, música, ferias, concursos y congresos).

Jardín Botánico se constituye así en un espacio con autonomía respecto de la administración municipal, generando recursos propios a través de la "Asociación Amigos del Jardín Botánico" y de las actividades que pone en marcha, asegurando su continuidad en el tiempo. El relato que hemos presentado acerca del Jardín Botánico es una situación típica de los países en los que vivimos, situación que se constituye en rasgo determinante de las obras públicas y de su vitalidad. El proyecto del parque sufre transformaciones en el tiempo, y en cierta forma es reflejo de la situación política, económica y social de la ciudad. El Jardín Botánico es una obra viva y se presenta a los visitantes como un lugar que es representativo de su espacio y de tiempo. 1 El proyecto y ejecución del parque está a cargo de Martha Lanfranchi como directora del Jardín Botánico-, Hilda Moratello -directora general de Paisaje Urbano- y un equipo de trabajo. +11,35 +8,60 +6,88

+3,80

+-0.00

fachada sur

0 1 2 3 4 5

10

< 59


mundo acuático Mario Moscoso Villanueva por Zuleica Marcus Poedtke

latitud: 17°23'S longitud: 66°09'O

ubicación: Parque Mariscal Santa Cruz, La Chimba, Cochabamba, Bolivia superficie: 1.200 m2 año: 1998

colaboradores: Ivan Buitrago Armando Orosco Cinthia Vega ingeniería hidráulica: Juan Saez

ingeniería eléctrica: Jorge Heredia comitente: H. Alcaldía Municipal de Cochabamba

ingreso norte

1 8 ingreso este

7

El parque Mariscal Santa Cruz, es un parque múltiple que ofrece varias posibilidades de esparcimiento familiar; las distintas zonas que lo componen son: un parque infantil con juegos tradicionales, una zona deportiva con canchas multifuncionales, una zona de parrilladas con estares y un velódromo todavía inconcluso. A todo esto se sumó el mundo acuático, proyecto del arquitecto Moscoso.

2 3

6 ingreso oeste

planimetria acuario

5

4

0

50

100

1 2 3 4 5 6 7 8

mundo acuático mundo del aire (propuesta) mundo de la tierra (propuesta) mundo de la ciencia (propuesta) zona deportiva juegos infantiles zona de barrilleros velódromo

Considerando que el agua es un elemento muy escaso en nuestra ciudad, el mundo acuático en contraposición, brinda abundancia con respecto a este líquido, situación que convierte al parque en un lugar muy atractivo. Rodeado por masas de árboles al norte y al sur, al este por el velódromo y circundado por la vía de circulación del tren, descubrimos el espacio destinado al mundo acuático que se constituye en una característica muy particular de este parque ubicado en la Chimba, barrio residencial periférico de la ciudad con muy buena accesibilidad. Consciente de la actualidad mundial y de los continuos desequilibrios ambientales que el hombre esta provo-


mario moscoso

dirección de obra: Mario Moscoso Ivan Buitrago Armando Orosco Fernando Claros

edgard flores

fotografía: Mario Moscoso Edgar Flores

18

1

2 15

17

16 3

4 5 14

12

8

6 7

13

10 11 9

planimetria acuario

0

50

100

1 ingreso norte 2 paso a nivel ­ estación 3 circuito tren 4 Ingreso túnel sub­acuático 5 túnel subacuático ­ Acuario 6 solario 7 piscina 8 juegos acuáticos para niños 9 duchas ­vestuario 10 baños 11 kiosco 12 lago paseo en botes 13 Rueda pelotón 14 túnel de agua 15 Planta de tratamiento de agua 16 circuito peatonal 17 iglesia 18 túnel de acceso a la iglesia

< 61


62 > mario moscoso

mario moscoso

mario moscoso

mario moscoso


cando a nuestro planeta, los mismos que están produciendo transformaciones agresivas y que amenazan la estabilidad de la vida del hombre en la tierra, el autor de esta obra se pregunta: ¿Cómo será el mundo del futuro? El intentar algunas respuestas, explican las ideas que dieron génesis a este proyecto. Y fue así que, con una visión del futuro muy propia, propuso en un inicio cuatro mundos como posibles opciones de sobrevivencia del ser humano: el mundo de la ciencia, mundo de la tierra, mundo del aire y el mundo acuático; de los cuales hasta el momento, solo pudo realizarse el último. La propuesta general de los distintos mundos se insertaría en el terreno respetando las zonas ya establecidas. Particularmente, el mundo acuático está situado en un terreno con algunas depresiones que originaron el trazado del lago y las piscinas. Considerando un carácter recreativo/educativo para el parque, el mundo acuático fue concebido -según el autorrecordando que la tierra en su inicio estaba cubierta de agua y suponiendo que en algún momento podría volver a suceder, entonces, sería necesario aprender a vivir en ella. Este fue el argumento para crear una historia. Su objetivo sería ofrecer -en especial a los niños- un contacto y vivencias con seres acuáticos y con el agua misma. El agua como un elemento que da vida, contiene vida, y también divierte. Además la intención de producir dos situaciones: estar dentro del agua y sobre ella. La historia comienza en el acceso norte identificado con una enorme concha marina que mediante un sistema hidráulico se abre y cierra para permitir el ingreso a la nueva experiencia. La presencia de una iglesia de barrio cerca al ingreso norte, en un principio se presentaba como situación algo conflictiva, razón por la que el diseñador planteó un túnel de acceso autónomo que permitiría a las

personas ingresar a la iglesia sin necesidad de ingresar al parque. Inmediatamente después, está la estación del tren del futuro, en un espacio algo estrangulado por la presencia del velódromo a la izquierda y la iglesia a la derecha. Este es un espacio de transición semicerrado que cuando se camina a través de él, se percibe el ritmo continuo de sus elementos estructurales (nervios y columnas). Para cumplir el primer propósito de la historia, se ha construido un túnel que comienza con una enorme boca de animal marino parcialmente sumergido en el agua, dentro de él se concentra una experiencia de fantasía: conocer el mundo del agua y los seres que viven dentro de ella. De la luz y la amplitud del espacio exterior pasamos a la oscuridad de un espacio cerrado de escala individual, donde no cabe duda de que estamos en el interior de un animal. La sección circular de este espacio y nuevamente la presencia continua de los nervios que son estructura del túnel -perfectas costillas y huesos del animal- sumado al desnivel del piso hace posible sentirnos sumergirnos, más aún cuando las aberturas laterales muestran que el nivel del agua ha superado nuestra altura. Aberturas circulares laterales con doble vidrio nos permiten ver esculturas que sugieren ciudades del futuro sumergidas, y además conocer pequeños seres que habitan el agua. Durante el trayecto no faltan peceras laterales de doble vidrio con distintas especies que atraen la atención y curiosidad del visitante y a la vez prolongan el tiempo de permanencia en este interior. El movimiento sinuoso de la forma del animal tiene como resultado un recorrido dinámico con cortos cambios de dirección que permiten tener constantes sorpresas, una de estas es la aparición repentina de una pecera central donde el espacio se amplia y recibe luz cenital. Fracciones de cerámica de color para el tratamiento de pisos y esculturas de animales acuáticos como lagartos y

< 63


víboras, están presentes a lo largo del trayecto. Como final de este viaje, una estructura central, que hace alusión a un tronco de árbol marca la transición del espacio subacuático al terrestre. Aquí encontramos el solario o invernadero, donde en contraste con el túnel, se experimenta el ingreso de mucha luz. La envolvente cambia, predomina la vegetación, las rocas y los musgos cubren las estructuras creando un ambiente tropical. Este espacio tiene una planta constituida por 4 lóbulos; que en tridimensión se transforman en 4 bóvedas inclinadas de policarbonato y ferrocemento. Para cumplir el segundo propósito, ya en el exterior, están: las piscinas donde las personas pueden sumergirse en el agua y disfrutar de la presencia de juegos como toboganes y pequeños claustros que dinamizan la experiencia de sentir el agua y jugar con ella, y el sector de entretenimiento, donde la experiencia es sentirse sobre el agua, siendo posible un paseo mediante barquitos a pedal que circulan entre chorros de agua. En su mayoría, los elementos construidos tienen formas orgánicas que sugieren ser animales de fantasía, cuya identidad precisa se deja librada a la imaginación del visitante. El túnel subacuático expresa una organización volumétrica libre y espontánea que junto a la disposición de sus aberturas parece responder a los propósitos del espacio interior; en contraste, el solario tiene una volumetría geométrica bien definida. Los ambientes auxiliares como vestidores y baños son parte del conjunto morfológico orgánico, que se destaca por su trazado claro y simple donde las aberturas armonizan muy bien con la forma y la función. El kiosco, que se incluye al conjunto, lamentablemente tiene un uso algo caótico no previsto.

64 >

Durante el proceso de diseño, debido a las características de la morfología elegida, fue necesario el estudio tridimensional que se hizo efectivo con la elaboración de maquetas de cerámica y yeso. El autor, mas que cálculos ingenieriles, ha aplicado sus conocimientos sobre el comportamiento de la forma considerando sus deformaciones y también ha realizando sencillas pero efectivas pruebas de carga en el momento de construcción para verificar la resistencia de la estructura. Para hacer posible la realización de estas formas libres, inspiradas en la naturaleza, se ha empleado la tecnología del ferrocemento, cuya flexiblilidad, resistencia y ligereza por su poco espesor (3cm), han respondido muy bien a la fantasía del mundo acuático Dentro del proyecto estaba incluida una propuesta, que consistía en la presencia de alumnos de sexto o séptimo año de primaria, que a manera de practica pudiesen explicar a los visitantes temas acerca de la vida en el agua, referente a los peces, características del agua, etc., con el fin de cumplir efectivamente con el objetivo educativo del parque. Propuesta que no se puso en práctica. De la gente que visita el parque, son los niños los que más disfrutan de todo el escenario, son ellos, los que fácilmente se introducen en este mundo y dejan volar su imaginación para participar en él. Satisfacción es el resultado después de haber vivido la experiencia. Abrir las puertas a soluciones poco convencionales pero posibles, en un mundo que está en continuo cambio, esa es la invitación de este lugar, un lugar para soñar en el agua y con el agua.


edgard flores

edgard flores

< 65

edgard flores


edgard flores

edgard flores

66>


< 67

edgard flores

edgard flores


parque del agua Lorenzo Castro Jaramillo y Juan Camilo Santamaría Delgado por Miguel Mesa

latitud: 07°08'N longitud: 73°06'O

proyecto paisajístico: Alfonso Leiva Michelle Cescas de Leiva promotor: Compañía de Acueducto Metropolitano de Bucaramanga

colaborador: Sergio García Casas plan maestro: Germán Samper Gnecco Eduardo Samper Martínez

ubicación: Bucaramanga, Santander, Colombia. superficie: 3,3 hectáreas año: 2003 via a u B ca raman ga

apartamentos fiscales batallón Ricaute

7 apartamentos fiscales batallón Ricaute

9 3 3 5

10

3

12

10 6

cut a

1

a uC

ingreso tanque morro alto edificio administrativo existente museo del agua tanques de sedimentación decks de madera acequia camino de adoquín de piedra anden de adoquín de concreto puente peatonal metálico mirador estacionamientos

11

8

7

4

via

1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12

colegio academia militar

planimetria

68 >

0

50

100

2


> premio compartido en categoría diseño urbano, Bienal Panamericana de Arquitectura de Quito 2004. > premio Karl Brunner en la XXII Bienal de Arquitectura de Colombia.

fotografía: Lorenzo Castro Jaramillo Guillermo Quintero

< 69


planta ingreso

70 >

0 1 2 3 4 5

10


A finales del año 2001 Lorenzo Castro fue invitado, junto con otros dos arquitectos, a participar en el diseño del parque de Morrorico1, que quería construirse en los predios de la planta del acueducto de la ciudad. Las condiciones del encargo eran todavía difusas, pero Castro había sido llamado por su experiencia en el diseño de espacio público . Después de una evaluación de las hojas de vida de los arquitectos, el cliente (el gerente del Acueducto de Bucaramanga, asesorado por algunas personalidades de la ciudad y en oposición a otros políticos que preferían un destino privado para el lugar) decidió entregar el diseño del parque separando responsabilidades. Lorenzo Castro haría el diseño arquitectónico, Álvaro Leyva diseñaría el paisajismo y Germán Samper se responsabilizaría del plan maestro para el sector. Los tres trabajarían en grupo. El encargo para Castro era simple pero potente: -Haga un parque-, -Haga un parque de la calidad arquitectónica que supone su experiencia-. Pero con una motivación añadida: -haga un parque en oposición a un parqueadero-. El acontecimiento que da inicio a este proyecto giró en torno a la iniciativa de algunos ejecutivos que promovían la construcción de un parqueadero particular en los jardines de la planta del acueducto. Esto último, para completar la construcción que se iniciaba allí, de dos edificios nuevos para la administración de la entidad. El encargo se iba clarificando más. El área del Acueducto había sido un parque público en las afueras de la ciudad hacía unos 30 años. Las circunstancias entonces, implicaban hacer el parque en un terreno pendiente de 3.7 hectáreas, donde además de existir abundante vegetación y agua, estaba ubicada la infraestructura hidráulica correspondiente: planta del Acueducto y sus tanques de almacenamiento y tratamiento. Pero en la etapa inicial entre la relación autor-cliente, éste último tomó una decisión determinante para la solución del proyecto: -había que diseñar un parque cerrado, protegido y de utilización diurna-. Y fue así como terminó entonces la definición del encargo: -Haga un parque públi-

< 71


co de calidad, a seis manos, en los jardines del acueducto municipal y en oposición a un parqueadero. Mézclelo con dos edificios administrativos. Restituya la condición anterior de parque que tenía ese lugar. Tenga en cuenta que existen grandes árboles, agua e infraestructura hidráulica. No exceda las 3.7 hectáreas. Cierre el parque. Disponga algunos parqueaderos dentro de él. Bríndele seguridad a los edificios administrativos existentes-. Hasta aquí encargo y condiciones. Ellos nos ayudan a entender porqué existe el parque. Pero estaríamos atribuyéndole exclusivamente al encargo y a las condiciones las soluciones arquitectónicas. Por eso pasamos a hablar del proyecto. El arquitecto decidió hacer un parque del agua, hidráulico, que aprovechara la infraestructura de la planta del acueducto pero que además la extendiera a lo largo del terreno. Decidió que el agua canalizada, se derramara por la superficie del solar desde los tanques superiores de almacenamiento hasta los nuevos estanques y piletas ubicadas en la parte baja cerca al acceso. Una máquina enviaría cíclicamente, bajo tierra, el agua a la parte superior. Ella, guiada por acequias de concreto acompañaría caminos de piedra y caminos en madera, jardines, árboles, edificios existentes y bordes del parque. Pero así como el agua se volcaría cuidadosamente en los jardines, los caminos de madera del parque se posarían encima de la red de canales y piscinas, incluso arriba de los depósitos de agua. El Proceso técnico de Potabilización del agua -captar-desarenar-conducir-airear-etc., serviría como ejemplo de la movilización de ella que propondría el parque en beneficio de sus ambientes: Acumular-derramar-sostener-frenarorientar. No se trataba pues, de hacer fuentes anecdóticas y mucho menos jardines abstractos. Se apostaba por una red continua de agua contenida (acequias, piletas, caídas, chorros, estanques, muros de agua, bebederos, espejos de

agua), por la vegetación real que existía allí, sin trucajes. Y por eso arquitectónicamente no se disolvieron las líneas entre los elementos arquitectónicos y los del paisaje. Quedó el contraste, la combinación, la superposición. Quedaron las separaciones, los bordes, los muros, las contenciones y los desniveles. Con algo a favor: la mayoría de estos elementos que conducen y acompañan el agua, muros de concreto-plataformas de madera-, se convirtieron en asiento del visitante. El trabajo de diseño del arquitecto parece tener origen en el acompasamiento de dos fuerzas o momentos: 1- La composición y geometría general del parque deducida desde la infraestructura hidráulica. 2- La composición y geometría particular de las piezas arquitectónicas que acompañarían la vegetación: -diseño de bordes, caminos, estancias y pérgolas-, dado por la experiencia del arquitecto y su interés por variar y ensayar. Por poner a prueba sus conocimientos. El parque es evidentemente un acondicionamiento y extensión del acueducto y su estructura material. Este hecho es confirmado por la apertura que hace el camino principal de piedra sobrepuesto a la antigua vía de asfalto que antes llevaba a la planta. Y por los elementos nuevos que fue necesario introducir para concretar ese ambiente: revestimientos de madera y forros de lámina perforada para cubrir partes de los 2 inadecuados edificios administrativos existentes. Pero también superficies de concreto que les hicieran de base, que permitieran al agua atravesarlos. Y la instalación de un puente metálico revestido en madera que los articulara y los pusiera a funcionar como una sola edificación. No se hizo pues, tábula rasa ni mucho menos. Al contrario, el arquitecto se propuso adecuar lo que había y expandir las cualidades ambientales del solar: derramar agua, extender luz en la piedra amarilla, aumentar espacios sombreados. Fue así incluso como se desmontaron partes del proyecto de los edificios administrativos: pirámi-

< 73


des acristaladas con aire acondicionado se cambiaron por pérgolas al aire libre y espejos de agua. Reviso un par de dibujos iniciales del proyecto que coinciden con los dos momentos descritos anteriormente. Son croquis que incluyen la totalidad del predio en planta y que se acercan a la escala 1:500. Primer dibujo: Veo dos trazas superpuestas. La primera, marca los caminos y estancias diseñados en los intersticios del acueducto, ocupando los espacios libres entre tanques y edificios existentes, separa y define franjas. Pero inmediatamente después, como corrigiendo el trazo anterior, la segunda intensidad del estilógrafo delinea el movimiento contrario del agua que desciende, dibuja los cruces y articulaciones ambientales que harían del lugar un conjunto. Segundo dibujo: se destaca un grupo de líneas gruesas y fragmentadas que corresponden al borde del parque. Aunque se había solicitado un parque cerrado, el arquitecto decidió hacer del cerramiento un borde intermitente y poroso, de retranqueos. Un borde que permitiera abrir perspectivas del interior, que no empaquetara la vegetación, pero que además aumentara la dimensión del andén

senderos

74 >

perimetral exterior. Esos muros del borde iban a contener el parque y a definir una relación ambigua e interesante entre él y la ciudad. Este par de dibujos dan cuenta de las principales operaciones arquitectónicas realizadas y confirman la más importante: había que hacer un buen soporte a ese jardín tropical. Quiero destacar el interés y pertinencia que encuentro en la manera de concebir y lograr el ambiente del parque: Es sabido que fueron retirados árboles impropios al clima buscando favorecer el ambiente del trópico. Pero más que eso, para mí este pequeño parque ha logrado concretar un verdadero ambiente tropical domesticado. Y no es que piense que evoca ese ambiente, creo que lo reúne. No es una cuestión exclusiva del termómetro: este ambiente ha resultado de la buena conjunción entre amarillos del sol y materiales pétreos ocres, entre la frescura del agua dulce movilizada y el negro verdoso de la sombra proyectada sobre concretos pobres, la variedad enorme de verdes, la exhuberancia de los árboles altos contrapunteados con los volúmenes bajos de piedra, los pisos de madera y pérgolas levantados del suelo. Los colores rojizos de algunos arbus-

vegetación


tos y flores. Tierra, arena, grama y animales sumados a la figura difusa de la ciudad cercana. Pero lograr ese ambiente pasa por la manera de diseñar las entidades arquitectónicas que aguantarían el uso del parque. En este caso esas entidades fueron tratadas como piezas con sus propias particularidades. Pongo un ejemplo: los muros de piedra amarilla extraída de Barichara3 y pulida a cincel por algunos de sus canteros. Son muros de respaldo a los espacios y a las actividades del parque. Constituyen la trampa del acceso, extienden su geometría al camino principal de piedra, guían el movimiento del agua perimetral y el del visitante, hacen de fondo a la vegetación y configuran el parqueadero a nivel. Hacen de base al parque, como grupos de zócalos sueltos y girados de distintas alturas que permiten mirar por encima de ellos la vegetación. Lo contienen y lo extienden al exterior. Figuras cúbicas, netas, macizas y de textura rugosa animadas por la irregular disposición de los bloques de piedra. No hay hiladas continuas, no hay tamaños regulares. Las juntas no se rellenan ni se marcan con pega o cal.

geometría

agua

+0.52 +0.40

+ - 0.00

detalle de banco 0

50

100

cesped

< 75


+ 7.16

+ 5.85

+ 4.18

+ 3.18

+ - 0.00

detalle pasarela

0

1

2


El intercalado de las piedras no tiene ritmos homogéneos. Unas piedras muerden otras. La piedra no está resquebrajada, no tiene cortes diagonales o agudas líneas torcidas. Tampoco aristas redondeadas. Existe una sabiduría en el diseño y montaje de esos muros: aunque la piedra es material de construcción regulado con distintos tamaños y gruesos, incluye una disposición única, libre, original. Los muros asumen una composición moderna. Sólo un asunto importante me preocupa de este conjunto: para ser un parque del agua y la naturaleza, es un parque pequeño. Parece más tener el tamaño de un parque de barrio. Se recorre rápidamente. Esto puede hacerlo percibir equivocadamente, como un circuito con estaciones y tema. Por eso es apropiada la extensión del parque al predio del otro lado de la vía que lleva a Cúcuta. Es importante que crezca en tamaño. Para que logre extenderse y difuminarse. Para que se constituya en parque ciudadano y ofrezca paseos extensos.

1 Este ensayo propone un análisis del Parque tratando de reconstruir el propósito o intención que lo constituye. Para esto, presentamos un resumen del encargo (problema), y del proyecto (solución). Estos comentarios están basados en la interpretación de las entrevistas que realicé al autor (Arquitecto Lorenzo Castro) y a uno de los promotores de la obra (Ingeniero Gabriel Hernández). Pero también en las visitas que realicé al parque en la ciudad de Bucaramanga y al despacho del arquitecto en Bogotá. 2 El arquitecto había sido Director del Taller del espacio público en Bogotá durante 4 años. 3 Conservada ciudad colonial fundada en 1705 y ubicada a unos 100 Km de Bucaramanga.

< 77


entrevista a

Mario Schjetnan G. por

Inés Moisset

78 >

>a

gabriel figueroa

michael calderwood

Mario Schjetnan nació en Ciudad de México. Estudió arquitectura en la UNAM (1968). Obtuvo la Maestría en Arquitectura del Paisaje con énfasis en Diseño Urbano de la Universidad de California, Berkeley (1970). En 1985 la Universidad de Harvard lo nombra Loeb Fellow en Estudios Ambientales Avanzados. Es socio fundador junto con José Luis Pérez del Grupo de Diseño Urbano (GDU), una firma establecida en 1977 en la ciudad de México con proyectos de arquitectura de paisaje, arquitectura y diseño urbano. El trabajo de Schjetnan ha sido reconocido por la Sociedad Americana de Arquitectos Paisajistas. Su trabajo ha sido publicado en varios países del mundo.


El Grupo de Diseño Urbano (GDU) surgió con la idea de integrar grupos interdisciplinarios de diseño (urbano, paisaje, y arquitectura) que concibieran el medio ambiente construido como una unidad indivisible, dándole igual importancia al objeto arquitectónico, al espacio exterior y a su entorno; de tal forma que en GDU participan internamente arquitectos, urbanistas, arquitectos paisajistas y diseñadores industriales y gráficos. Esta visión ha permanecido intacta desde su fundación y más bien se ha reforzado con los años. 2. En este momento... ¿cuántas personas integran GDU? ¿Y con qué infraestructura cuentan? Actualmente GDU cuenta con un grupo de colaboradores aproximadamente de 25 personas. Contamos con un taller de computadoras, así como un taller de maquetas y colaboradores, con distintas especialidades y capacidades. 3. Tus proyectos hablan del sentido del lugar, el sentido del tiempo y el sentido de la integralidad ¿Podrías ampliarnos sobre estos conceptos? Buscamos en nuestros proyectos entender la especificidad del sitio, el locus y tratamos de desentrañar el sentido del lugar a través de variables que se intersectan, sean >b

estas ambientales, histórico-sociales, o del precedente construido. Entramos a un proyecto sin prejuicios o prefijaciones de forma o materiales y la búsqueda del sentido del lugar nos lleva a una investigación que determina forma y materialidad. El sentido del tiempo lo buscamos en términos de que nuestras obras no se hagan "viejas" o "pasen de moda", al paso de unos cuántos años. El sentido del tiempo también lo buscamos en la inherente transformación y movimiento o mutabilidad que existe en el paisaje, es decir, en este aspecto dinámico forma otra de la consideración del diseño ambiental y paisajístico. Por último, el sentido de la integralidad está concebido como se explicó en la primera pregunta, es decir, metodológicamente muchos de nuestros proyectos de arquitectura los concebimos como un paisaje; otros proyectos de paisaje, los concebimos como una arquitectura, y los proyectos urbanísticos los concebimos como una arquitectura y un paisaje. 4. ¿Existe en los jóvenes diseñadores una preocupación por estos temas? Existe mucho interés en los jóvenes por los temas urbanos, ambientales y de arquitectura de paisaje. Lo interesante también es que existen jóvenes de varias universidades y continuamente trabajan en nuestro taller jóvenes de diversas partes del mundo. jerry harpur

1. En 1977 formaste con José Luis Pérez el Grupo de Diseño Urbano de México ¿Cómo surgió y cuáles fueron sus objetivos?

< 79


6. Nos gustaría que nos cuentes de tus últimos proyectos... En estos momentos en nuestro taller están en proceso varios proyectos fascinantes: El Tecnoparque en Azcapotzalco, Ciudad de México que está en construcción, es un conjunto de oficinas de alta tecnología (call centers, service centers y data centers) de >c

80 >

16 hectáreas, en un terreno que anteriormente fue una fábrica de laminados y varilla de acero. La planta se cerró hace 10 años por su alta contaminación ambiental y por llegar a un nivel de obsolescencia en la producción. El gobierno de la Ciudad de México vendió el terreno a un grupo de inversionistas privados con la visión de crear un nuevo polo tecnológico para crear empleos de servicios técnicos y administrativos en una zona deteriorada. Nuestro papel consistió en revisar y replantear el Plan Maestro, así como el proyecto de los espacios exteriores. Uno de los temas principales es el agua. Diseñamos junto con los ingenieros, sistemas de captación de agua de lluvias, limpieza, filtrado y su posterior inyección al sistema de recarga acuífera por medio de pozos profundos. Toda el agua de sanitarios se reciclará mediante tratamiento in situ y su posterior manejo a cuerpos de agua y fuentes en las plazas y jardines del conjunto. A la fecha se está terminando la primera etapa, consistente en la primera plaza-jardín y en tres edificios de oficinas (no proyectados por nosotros). También proyectamos el edificio de acceso, la cafetería y kioscos de servicios a los empleados. Otra parte interesante es el planteamiento de conexión del conjunto con su entorno, transporte, servicios, seguridad, peatonales, etc. Otro proyecto sobre el cuál estamos trabajando desde el 2003 es la Rehabilitación del Bosque de Chapultepec. Las distintas intervenciones, obras, equipamientos culturales, atractivos y concesiones se han desarrollado en muy GDU

5. ¿Cuál es la relación entre naturaleza y artificio en las ciudades latinoamericanas? ¿Es posible identificar rasgos comunes en medio de la diversidad? La relación entre naturaleza y artificio en la ciudad latinoamericana contemporánea en general es una relación pobre, ya existe un fuerte divorcio entre ciudad y naturaleza y entre arquitectura y naturaleza. También comúnmente existe un fuerte divorcio entre arquitectura y ciudad. La ciudad latinoamericana actual en general está diseñada a partir de las grandes infraestructuras (vialidades y calles, transporte, líneas de alta tensión eléctrica, puertos, puentes, drenajes, tanques, presas, lugares de deshecho urbanos, etc.) sin relación a las otras tres variables anteriores. En pocas palabras, en general, la ciudad está siendo (mal) diseñada por ingenieros. Por lo tanto, uno de los objetivos más importantes en nuestras ciudades, es crear equipos interdisciplinarios desde las escuelas, que el arquitecto y las escuelas de arquitectura ¨salgan del closet¨, evolucionen el síndrome del edificio como objeto individual y participen y se comprometan más con el espacio público, el espacio exterior, las áreas naturales en y alrededor de las nuestras ciudades.


El aspecto ambiental y paisajístico es el más deteriorado a lo largo de los últimos 20 años, ya que se han realizado campañas de reforestación y jardinería, con buena intención, pero sin criterios técnicos, ambientales y paisajísticos. Esto ha traído como consecuencia una sobresaturación de especies vegetales en muchas zonas, que van en detrimento de las especies preexistentes. Se han perdido valiosas zonas abiertas, necesarias en el aspecto ambiental como para la recreación y disfrute del espacio abierto. Existe un nuevo esquema de participación ciudadano, consistente en un Consejo Rector Ciudadano, un Fideicomiso, compuesto por empresarios y directivos y la propia Administración del Bosque, por parte del Gobierno de la Ciudad. Fuimos seleccionados por ese cuerpo tripartito para la elaboración de un Plan Maestro general, a partir de un trabajo de análisis y diagnóstico realizado por la UNAM, y otra parte por nosotros. El Plan Maestro contempla los aspectos de inversión, tiempos de ejecución y la estrategia para su implementación. Sin embargo, ante la magnitud de la extensión territorial, la complejidad estratégica de los problemas y los recursos >d

necesarios a invertir en la rehabilitación del Bosque de Chapultepec, son necesarias la participación ciudadana y la aportación financiera de individuos e instituciones comprometidas con nuestra ciudad y nuestro patrimonio. En este momento estamos implementando la primera fase, consistente en la Rehabilitación ambiental del bosque y fauna; la rehabilitación y limpieza de lagos, alumbrado general, así como tres proyectos puntuales. (ver recuadro de prioridades). Las propuestas contemplan soluciones integrales al, equipamiento, servicios, accesos, redistribución de actividades, infraestructura, mobiliario urbano, señalización y estacionamientos. Otro aspecto fundamental es la recuperación -en lo posible- del proyecto original del Parque realizado en 1907, incluyendo la visión general paisajística, es decir, la conformación de las masas forestales y sus claros, los ejes visua-

Actualmente el Bosque de Chapultepec concentra el equipamiento cultural y recreativo más grande del país y es visitado anualmente por más de 15 millones de personas provenientes principalmente de la ciudad de México y su zona conurbada y en menor proporción, del interior del país, y el resto del mundo. Durante miles de años, el Cerro del Chapulín, ha sido testigo de grandes acontecimientos históricos: Nezahualcóyotl, Moctezuma, Maximiliano de Habsburgo, Porfirio Díaz, Lázaro Cárdenas, son algunos de los personajes de nuestra historia que han tenido que ver directamente con la creación y enriquecimiento del Bosque de Chapultepec, el más antiguo y tradicional de México.

jerry harpur

diversas etapas y ejecutadas con diversos niveles de calidad, lo que ha provocado la pérdida de una visión de conjunto y una falta de claridad y funcionalidad en cuanto a vialidades, circulaciones peatonales y jerarquía de accesos. Existen problemas de estacionamiento y un desequilibrio en la relación con el transporte colectivo, redundando en una excesiva concentración de público visitante en ciertas zonas y la escasa utilización de muchas otras.

< 81


prioridades para la recuperación y restauración del Bosque de Chapultepec en su Primera etapa:

>e

82 >

GDU

1. Saneamiento ambiental integral por medio del retiro de árboles muertos y plagados así como la poda fitosanitaria, la recuperación de áreas verdes, el rediseño de la jardinería, el control de plagas de fauna nociva. 2. Saneamiento de Lagos y cuerpos de agua mediante la construcción de una nueva infraestructura hidráulica, así como un nuevo sistema de reciclaje y aireación del agua. 3. Nuevo sistema de riego, que propicie el desarrollo y protección de los árboles históricos del Bosque, ahorre agua y facilite el mantenimiento de sus áreas verdes y jardinadas. 4. Nuevo sistema de alumbrado público en avenidas, calzadas y andadores para mejorar la seguridad y ofrecer la posibilidad de realizar actividades culturales y eventos nocturnos. Se instalará además un nuevo sistema de iluminación ornamental en los principales monumentos y en los árboles más antiguos y característicos del Bosque. 5. Nuevo sistema de kioscos y sanitarios públicos para mejorar los servicios, ordenando el comercio, mejorando la calidad, sanidad y confort de las instalaciones. 6. Mejoramiento de accesos y flujos peatonales más importantes del Bosque tales como los que desembocan a la estación Metro Chapultepec y Zoológico. 7. Red de información con el objetivo de mostrar a los visitantes los valores históricos, ambientales, culturales y recreativos con los que cuenta el Bosque de Chapultepec, a través, de módulos de información ubicados en los principales accesos y la creación de un Museo de Sitio en un edificio existente. 8. Nuevo mobiliario urbano que contempla bancas y botes de basura, además de un nuevo proyecto de señalización en los principales andadores y accesos al Bosque.


7. ¿Cómo invierten en tus proyectos la interdisciplina, la sostenibilidad y la participación ciudadana? Cada proyecto requiere de un diseño de la participación interdisciplinaria. El talento estará en descifrar la naturaleza de la problemática y entrever las intenciones del proyecto. A partir de esto buscamos los mejores asesores y especialistas en cada caso, sean ecólogos biólogos, ingenieros, ingenieros ambientales, historiadores, etc. En cuanto a la sostenibilidad, el precepto fundamental es una visión ética, a partir de ésta, es fácil determinar los compromisos con energía, el ahorro o reciclaje de las aguas, el aprovechamiento del sol, etc. Existen proyectos de baja participación ciudadana (proyectos privados) sin embargo nuestro compromiso, trata de ir más allá de satisfacer las necesidades del cliente particular o individual, siempre teniendo en cuenta un compromiso ético con la ciudad y el entorno. Existen otros proyectos

como la rehabilitación del Parque de Chapultepec de una enorme complejidad, discusión y participación ciudadana. En estos proyectos no sólo incorporamos la participación como parte intrínseca del proyecto, sino que continuamente la hemos alentado a través de la prensa, y los múltiples actores que tienen que ver con este sensible proyecto de la ciudad de México. Hemos llevado a cabo más de 150 reuniones de trabajo con una diversidad de actores, usuarios, instituciones y grupos. En general consideramos que nuestro taller se ha caracterizado por ser sensible al trabajo en equipo y a la retroalimentación a través de la participación. 8. ¿Cuáles crees que son los caminos para mantener una conciencia o memoria de lo natural dentro de las ciudades? Primero preservando los elementos naturales tales como ríos, cañadas, arroyos y zonas sensibles como bosques, lagunas o humedales. Si han desaparecido, parte extraerlos, rescatarlos, interpretarlos. Esa es la fuente más rica para caracterizar la ciudad, para darle identidad propia. Xochimilco se inscribe en esta categoría de proyectos, que resultan de una enorme riqueza y significado.

>a

proyecto: parque “tezozomoc”, Azcapotzalco, México DF 1995. > b proyecto: parque ecológico “xochimilco”, México DF 1993. > c proyecto: arquitectura de paisaje oficinas corporativas “tecnoparque” Azcapotzalco, México DF 2004. > d proyecto: Jardin Cornerstone, San Francisco California - USA 2004. > e proyecto: Plan maestro bosque de Chapultepec, México DF 2004.

GDU

les y su estructura peatonal. Sin embargo el Plan Maestro y sus propuestas también ven hacia el futuro, dividiendo el Bosque (en su Primera Sección) en 16 zonas ambientales en las cuales se definió: la vocación o uso, ambientación y acciones puntuales para su mejoramiento y embellecimiento. La aplicación de este Plan Maestro está dividido en 2 etapas: la 1ª Sección del segundo semestre del 2004 al 2005 y la 2ª Sección del 2005 al 2006.

< 83


humor 84 >

paisajes encapsulados por Lucas Períes En este planeta constituido por múltiples capas, el hombre genera nuevos envoltorios para construir su hábitat artificial. La posibilidad de encerrar la naturaleza, nos remite a los jardines de las tumbas egipcias o al modelo mitológico del edén. Desde el origen del jardín, pasando por el palacio de cristal, a ejemplos más actuales como el parque Citröen; siempre se reinventan paisajes encapsulados. Estos artefactos plantean la reconstrucción de un edén, como un paisaje ajeno a la propia geografía.


SUSCRIBITE y recibilo en tu domicilio a un precio especial

llamanos al + 54 351 473 3438 escribinos a suscripciones@30-60.com.ar visitamos en www. .com.ar buscanos en encontranos en


arquitectura  

derechso de reproduccion 30-60.com.ar

Advertisement
Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you