Issuu on Google+

2012

ELABORO: LEE SUSANA ELISA DIAZ GUEVARA 23/07/2012


Los marcos teóricos que han explicado los procesos de enseñanza/aprendizaje han seguido trayectorias paralelas, de forma que actualmente no existe una corriente única en la interpretación de dichos procesos, originando desconfianza respecto a las aportaciones de esta ciencia, ocasionando así que la práctica mantenga formas tradicionales de actuación en el aula.

No es posible enseñar nada sin partir de una idea de cómo se producen los aprendizajes, sin embargo es extraordinario que cuando no se utiliza un modelo teórico explícito también se actúa bajo un marco teórico ya que detrás de cualquier práctica educativa siempre hay una respuesta a “por qué enseñamos” y “cómo se aprende”.

1


La actuación docente debe estar lo más fundamentada posible, a pesar de que no exista una única corriente psicológica ni consenso entre las diversas corrientes, existen una serie de principios en los cuales las diferentes corrientes están de acuerdo:

Los aprendizajes dependen de las características singulares de cada uno de los aprendices

Correspondientes a las experiencias que cada uno ha vivido desde el nacimiento

La forma en que se aprende y el ritmo del aprendizaje varían según las capacidades

Motivaciones e intereses de cada uno de los chicos y chicas

La manera y la forma en que se producen los aprendizajes son el resultado de procesos que siempre son singulares y personales, pero la olvidamos en muchas otras ocasiones.

2


Establecer un criterio para reconocer el grado de aprendizaje según las capacidades y los conocimientos previos de cada alumno

Realizar una valoración que favoresca el interés de los alumnos por seguir trabajando

Determinar la forma de enseñar adecuada a las necesidades del alumno

Ofreciendo la ayuda necesaria para superarlo

En base a las características de cada uno de los chicos

Establecier una actividad que origine un reto alcanzable

3


Es ineludible que cada uno de estas características que no podemos dejar nunca de lado ni olvidar, son una forma de intervención sumamente compleja para lograr una auténtica atención a la diversidad, la cual debe impulsarnos a detectar los condicionantes que impiden llevarlo a cabo y tomar las medidas que disminuyan o eliminen esas condicionantes , pero el hecho de que cueste no debe impedir buscar los medios o formas de intervención que, cada vez más, nos permitan dar una respuesta adecuada a las necesidades personales de todos y cada uno de nuestros alumnos.

BIBLIOGRAFIA: La práctica educativa. Cómo enseñar Antoni Zabala Vidiella Edit. Graó Pag.31-34

4


ATENCION A LA DIVERSIDAD