Page 1

SUPLEMENTO LITERARIO Barranquilla, Colombia / 21 de Julio de 2013 / Diario La Libertad / Esper Impresores / 8 paginas / 33º Edición

''COLOMBIANOS LAS ARMAS OS HAN DADO LA INDEPENDENCIA, PERO SOLO LAS LEYES OS DARÁN LA LIBERTAD'' GENERAL SANTANDER

Colombia Patria mía


2

SUPLEMENTO LITERARIO

LA LIBERTAD Barranquilla, Domingo 21 de Julio de 2013

A propósito de conquistas y gritos de independencia 2 POR: RICARDO S. AVILA CARDONA

Ya en tiempos modernos, los españoles se han venido a algunos países de la América como Colombia, con una segunda conquista, pero con la gran diferencia que esta última es más agresiva y más exterminante que la primera, en  razón de ser netamente de índole económica y financiera. En este nuevo orden de ideas vemos a  la entronización que han hecho los españoles en el sector de los servicios públicos como el del agua y alcantarillado, el de la energía eléctrica y en el sector financiero. Han dicho los mencionados conquistadores modernos que han venido en calidad de inversores, a producir mayor número de empleos, a traernos tecnología de punta , a mejorar la calidad del servicio….pero la carta que tienen escondida debajo de la manga financiera es la orden económico: han aumentado en más de un 100% la tarifa de los servicios públicos con el cómplice aval de las autoridades de la superintendencia, que les aprobaron las altas tarifas del agua y de la luz, de tal manera que una de las grandes tareas que nos causan grandes angustias todos los meses es el pago de dichos servicios,

que ya nos cubrieron el 70% de nuestros ingresos, sin incluir el impuesto predial y el mal llamado de valorización. Cuando a toda una masa poblacional se le somete a un pago excesivo de tarifas en los servicios públicos y en los diferentes impuestos, al igual que el aumento sin control de los productos de la canasta familiar, se les está golpeando en forma inmisericorde sus ingresos financieros, y no se le deja espacio para la recreación, el deporte, ni mucho menos para el ahorro. Todos estas tarifas son peores que una destructiva plaga de la tuberculosis, las enfermedades venéreas traídos por los trásfugas conquistadores españoles, el aniquilamiento sistemático de su calidad de vida, los efectos mortales de la fatal viruela, el trabajo forzado a que eran sometidos nuestros antepasados para que llevaron a cabo trabajos de explotación de las minas de oro, plata, esmeraldas y otros metales preciosos. Rechacemos de plano todas estas acciones de corte conquistadora y apoyada por un estado altamente corrupto que no mira el efecto nocivo de una segunda conquista

española, y solo defiende sus intereses particulares, pero con perjuicio a la gran mayoría de la población. Hagamos un censo en el sector financiero y con estadísticas en mano desde que se apropiaron del mismo, cuantifiquemos y cualifiquemos los cargos que se han creado en el mismo, y llegaremos a la conclusión que es falsa la premisa que sobre la generación de unos amplios números de empleos en dicho sector. Miremos las tarifas actuales del agua y de la luz, por ejemplo, y comparemos los mismos consumos con las tarifas que tenían cuando era el sector oficial quien manejaba dichos servicios, y nos daremos cuenta, sin expertos en doctrinas económicas ni financieras, que nos están sacando del bolsillo parte de un dinero que debe ser invertido en alimentos, recreación, deporte e inversiones. El  hambre masiva es peor que el temor del caballo español y que la muerte producida por el viejo arcabuz español de la época del descubrimiento y de la conquista de la península Ibèrica. El pueblo tiene la última palabra.

Director: Roberto Esper Rebaje Director de Redaccion: Javier De la Hoz/ Luis Roncallo Directores Literarios: Ricardo Avila/ Federico Santodomingo Colaboradores: Amaury Díaz// Santander Rojas

¿Escribes? ¿te gusta La poesía, la literatura,y todo lo relacionado con el arte? llamanos o escribenos y publicaremos tus obras de arte hecha letras...

E-mail: Supleliterario@Gmail.com; riavica@yahoo.com; Jdeorosierra@Gmail.com.

Cel. 3216909351 E-Mail:Supleliterario@Gmail.com; lalibertad@lalibertad.com.co


SUPLEMENTO LITERARIO

LA LIBERTAD Barranquilla, Domingo 21 de Julio de 2013

3

CINCO SABIAS PALABRAS

“La verdad os hará libres” Por: Haner Solano Anaya

Cinco sabias palabras conforman una de las frases más célebres y famosas en toda la historia de la humanidad, dichas hace más de dos mil años por Jesucristo el más grande profeta que tuvo el mundo, el único hombre que dividió en dos la historia antes y después de Cristo; el profeta que se caracterizó por un extremo amor y una extraordinaria sabiduría y sencillez y una fe anormal propia del Mesías del verdadero hijo del hombre. El poder de su palabra era más cortante que la espada de dos filos y penetra hasta lo más profundo del corazón del hombre son palabras propias de las sagradas escrituras, aquel hombre sencillo de abundante barba y extensa cabellera, extremadamente delgado y de una aparente debilidad, ese era Jesús de Nazaret, un ser poderoso que curó enfermos, devolvió la vista a ciegos, convirtió ladrones en hombres ejemplares, convirtió prostitutas en mujeres de bien, sanó a  ancianos, niños,

multiplicó panes, volvió el agua en vino cierta vez en una boda y que expresaba a través de parábolas la palabra de Dios, ese mismo sujeto que durante cuarenta días y cuarenta noches no tomo gota de agua, ni probó bocado alguno, que más tarde sería traicionado por discípulos y condenado con una cruz a cuesta para el perdón de nuestros pecados, aquel que recorriera innumerables lugares llevando el mensaje del Todopoderoso en los cuatro puntos cardinales, ese mismo que contradecía a los sumos sacerdotes y a los ancianos del pueblo esos mismos que exclamaban que fuera crucificado, ese hombre llamado Jesús nos regaló una de las frases, expresiones más sencillas y trascendentales de la historia : “La verdad os hará libres”. Palabras tan sencillas como él lo fue, pero difíciles de entender; Jesucristo murió por la verdad, por nuestros pecados fue crucificado, por hacer el bien, murió en su ley; ¿cuántos de nosotros también han muerto por hacer las cosas bien y decir la verdad?, aunque sean inocentes ésta es la realidad.

Pero Jesús nos invita a que por más dura que sea la situación que enfrentemos siempre digamos la verdad, que actuemos de buen fe para liberarnos de la mentira, de la esclavitud, la mentira nos hace daño, nos carcome el lama, nos encarcela y la verdad es Dios, es seguir su voluntad, un ejemplo, practicar las cosas buenas, ayudar al prójimo, no mentir es uno de los diez mandamientos de la Ley de Dios, por eso hermano mío hoy te invito a que reflexiones a que veas lo que pasa en tu vida, te invito a que sigas al Señor Jesucristo que es fuente de verdad y de vida eterna; que consultes textos bíblicos y analices si sigues la verdad o si por el contrario navegan en aguas contrarias al mar. Hermano si Jesús Todopoderoso murió y practicó la verdad para que tú vivieras y fueras salvado del pecado; agradécelo y si él que era el hijo de Dios dio su vida por ti , dio su vida por la verdad tú también puedes hacerlo y sería la mejor recompensa que le puedas ofrecer al Señor Todopoderoso Jesucristo, solamente recuerda “La verdad os hará libres”, dijo Jesucristo alguna vez.


4

LA LIBERTAD Barranquilla, Domingo 21 de Julio de 2013

SUPLEMENTO LITERARIO

Mandela, Un Lider por la paz ¡Qué distinto era el Mandela que había ingresado en la cárcel en 1962, a sus 43 años, brillante abogado, atractivo orador, dinámico comandante de una lucha sin cuartel contra la segregación racial impuesta por los blancos, y el Mandela que salió de la estrecha prisión de Robben Island, frente a la Ciudad del Cabo, el domingo 11 de febrero de 1990 ! Tras 10.000 días de penoso encierro en un régimen penitenciario brutal, incomunicado, en trabajos forzados, con escasa protección frente a las inclemencias del Atlántico sur, Mandela salía con sus 71 años, con el pelo blanco, gastado y menoscabado por enfermedades y afrentas. Su lema había sido el verso bíblico: “Me doblarán, pero no me vencerán”. Salió de la cárcel doblado, pero no vencido. Su corazón seguía joven y firme como antes. Seguía con una confianza absoluta en sí mismo y en su pueblo. Rebosaba seguridad en sus planes de liberación largamente meditados. Seguía albergando un intenso sentido del destino que le aguardaba y veía más próximo. Su papel heróico lo tenía a las manos, pero con menos pomposidad y sin estridencias. Había entrado a la cárcel con todas las dotes de un agitador y guerrero revolucionario, pero no de filósofo. Ahora retornaba a la lucha convertido en un filósofo, en un sabio conductor, listo para desempeñar la delicada misión de líder de 20 millones de negros sudafricanos. Acertadamente afirma El País de Madrid que “los 27 años que el líder guerrillero pasó como prisionero político le dieron la imponente autoridad moral que necesitaba para hablar en nombre de los negros sudafricanos y conducirlos a hacer la paz con sus antiguos opresores”. “Yo allí maduré”, reconoce Mandela. • Maksim Gorki, el gran escritor proletario ruso de Kasan, tuvo una experiencia semejante. En su escrito “Las universidades de mi vida “ recuerda cómo al ser liberado de la prisión zarista en 1906, tuvo la percepción de que “la cár-

la cel hab í a sido su gran universidad “. Así lo experimentó también aquella generación del 48, que dió inicio a la democracia venezolana del siglo pasado. Y así lo aprecian quienes de la cárcel de los llanos del Yari salieron para dar un fuerte impulso de cambio al país. Pero Mandela los aventaja a todos. Salió con postgrado en 1990 de la dura universidad de Robben Island, con pocas pero profundas lecciones que no olvidó en sus siguientes 8 años. Maharaj llegó a la misma cárcel de Robben Island en 1965 y permaneció cerca de Mandela durante 12 años. Ha dicho que “la cárcel hizo a Mandela más comedido. La prisión le da a uno la posibilidad de relajarse y decir: ‘Muy bien, no hay ningún momento culminante, ningún plazo’. Y le permite a uno darse el lujo de analizar punto por punto,

form a d e obtener Enrique Neira Fernández las cosas”, Dos objetivos se propuso Mandela en Robben Island. 1) Tratar de humanizar la cárcel, cambiando la relación con las autoridades de la prisión, pues consideraba que ella era un microcosmos que reflejaba la Sudáfrica del “apartheid”. Y 2) prepararse para la etapa cuando el Gobierno blanco se viera obligado a negociar con la oposición negra. EL LÍDER EN ACCIÓN • La misión de un líder o conductor -como ya dijimos atrás- es “llevar a su pueb”, lo de donde está a donde debe estar Mandela tiene conciencia de su misión al salir de la cárcel y la expresa con realismo y sencillez: “Estoy ante

ustedes pero no como un profeta, sino como un humilde servidor de ustedes, el pueblo. Soy un hombre ordinario. Las circunstancias me convirtieron en líder”, Y concibe su liderazgo con recuerdos de su niñez pastoril: “Cuando tú quieres llevar un rebaño hacia cierta dirección, te pones atrás con un bastón. Luégo unos pocos de los más enérgicos del rebaño se mueven hacia adelante y el resto del rebaño los sigue. Tú realmente estás guiando todo el rebaño desde atrás “. Para ser líder o conductor de un pueblo, de ordinario se requieren tres excelentes condiciones, según precisamos atrás. Una gran VISION, una gran VOLUNTAD, una gran capacidad de CONCERTACION. Al salir de Robben Island, a Mandela lo devoraba una gran visión: la de liberar a su pueblo del régimen opresivo y discriminatorio (“apartheid”), que habían levantado los blancos. Lo animaba también una gran pasión, un contagioso coraje, una voluntad troquelada en 27 largos años de autodisciplina, paciencia y espera. Una fe y una energía capaz de movilizar votos como montes y empujar hacia el mar las deleznables arenas blancas que todavía se opusieran. Y además añadía ahora el equilibrio del sabio experimentado, del negociador, del político maduro, del estadista futuro. Del que sabe bien que la política es el arte no de lo mejor en teoría, sino de lo posible en la práctica, de lo viable según la coyuntura y las circustancias. Recién liberado, en su despacho de Soweto, Mandela concede una entrevista al periodista Eddie Koch, de la Agencia Internacional IPS, en la que sin tapujos expresa ya su espíritu conciliador y su táctica negociadora: “Cuando uno dice ‘este tema particular no es negociable’ está destruyendo todo el proceso de negociación. Negociación significa que uno debe estar preparado para un arreglo que satisfaga a todas las partes involucradas. Si uno no está preparado para un compromiso, entonces no debería entrar y ni siquiera pensar en un proceso de negociación”.


SUPLEMENTO LITERARIO

LA LIBERTAD Barranquilla, Domingo 21 de Julio de 2013

La fecunda vida de... POR MANUEL HERNANDEZ FRIAS

Como buen artista argentino, Facundo Cabral tenía el don de la universalidad, hasta el punto que algunos allegados al Sumo Pontífice consideran que el Papa Francisco, debido a su sólida formación intelectual, también admiraba en secreto al cantautor argentino,  pues  el mensaje de sus canciones muchas veces aludía en tono sarcástico a los jerarcas de la iglesia católica. Y si  los papas, según la Iglesia Católica, son los representantes de Dios en la tierra, luego entonces Facundo Cabral, fue el mejor embajador musical que tuvo Dios en la tierra. Esta afirmación parecida a los silogismos socráticos, simboliza la universalidad y grandeza del cantautor argentino nacido en Mar de la Plata, quien con sus composiciones musicales dotadas de la poesía humanista más extraordinaria logró superar todas las barreras ideológicas, religiosas y políticas y ubicarse como el mejor portador de la fraternidad, la paz y el amor de todos los seres del planeta. Pero, ¿por qué al igual que Gandhi, Martin Luther Kim, Monseñor Romero, entre otros, verdaderos apóstoles de la paz y hombres de una enorme calidad humana murieron en forma violenta? Quizás como una injusta paradoja al mensaje y ejemplo de sus vidas o tal vez a un  sino trágico de sus vidas; cualquiera de las dos que escojamos, para bien o para mal, nos conduce irremediablemente al contexto histórico donde canalizaron sus vocaciones. Sin embargo, en Facundo el caso es aun más doloroso porque representaba la libertad expresada en invaluables piezas musicales del más alto valor estético y espiritual que degustaba cualquier ser humano sin ningún tipo de prevención. No obstante que muchos rebeldes, iconoclastas y libertarios quisieron tomar a Facundo Cabral como un ícono de la libertad política, él se consideró como un cristiano universal antirreligioso cuyos temas

5

resultaba más fácil y sincero escuchar el Sermón de la Montaña de Jesucristo y un pasaje bíblico de su voz melodiosa que  asimilar el discurso religioso  de un sacerdote o de un pastor evangelista. Este encanto y magia era producto de la belleza y contenido poético y profundamente humano de sus canciones para convertirse en el mejor portador de los mensajes de Dios y luego, al momento de terminar sus recitales los escuchas salían más comprometidos solidariamente con sus congéneres que cuando asistían a los púlpitos religiosos. La Paz es uno de  los frutos del Espíritu Santo, a los que se refiere Pablo de Tarso en sus epístolas llamadas Gálatas,  y la esquiva paz es en términos generales,  la línea que recorre los mensajes musicales de Facundo Cabral y es también  uno de los temas más recurrentes en toda su producción. Por ello, para reafirmar más la importancia universal de Facundo, recordamos una cita bíblica de Mateo 5,4, que dice: las personas justas que hacen la paz entre Dios y la humanidad se llaman hijos de Dios, y Facundo  Cabral además de comportarse como hijo de Dios, también era su mejor embajador. La vida artística es un péndulo que va desde Jesucristo en una hermosa canción   titulada: “Monólogo del Afán hasta expresiones del marxismo en canciones como “Pobrecito mi patrón” y luego internándose en la madre Teresa con el tema mun“Si estás atento al presente, el pasado no te distraerá, dialmente famoso: “Un día más” entonces serás siempre nuevo...” y luego la influencia de Gandhi y la inspiración  literaria de Walt Facundo Cabral Whitman y Jorge Luis Borges, a musicales giraban en torno a los esa meta que lo acompañaron hasta quien recuerda muy sutilmente con el tema: El pensamiento, el gran mensajes de Jesucristo, Gandhi y su muerte trágica. Teresa de Calcuta, primero como También resulta paradójico para alquimista.  De su fecunda vida una forma sutil de alejarse de falsas la vida de Facundo,  que muy a artística encontramos un Facundo interpretaciones intelectuales de su pesar de su irreverencia frente a liberado de las doctrinas ideológiarte, y segundo para reafirmarse en la doble moral que encarnan mu- cas y políticas encuentra el sentido su deseo de ser libre de ataduras chos religiosos, el contenido de de su vida y de su trabajo musical políticas e ideológicas, y sólo con sus canciones  girara en torno a la bajo  la influencia de estos grandes esos modelos axiológicos encabevida espiritual del ser humano. De personajes históricos que marcaron zados por Jesús, podía cumplir con igual manera para sus escuchas le su vida para siempre.

Facundo Cabral


6

SUPLEMENTO LITERARIO

LA LIBERTAD Barranquilla, Domingo 21 de Julio de 2013

JUAN EL BAUTISTA

La voz que clama en el desierto POR: JOSÉ LUIS ANGULO MENCO

Juan el Bautista, llamado así para diferenciarlo de su homónimo Juan el Evangelista. Juan el Bautista conocido también como el Precursor porque precedió y preparó el camino para el ministerio de Jesús. Leamos en el Evangelio según San Juan 1: 19 – 27 “Este es el testimonio de Juan, cuando los judíos enviaron de Jerusalén sacerdotes y levitas para que le preguntasen: ¿Tú, quién eres? Confesó, y no negó, sino confesó: Yo no soy el Cristo. Y le preguntaron: ¿Qué pues? ¿Eres tú Elías? Dijo: No soy. ¿Eres tú el profeta? Y respondió: No.  Le dijeron: ¿Pues quién eres? para que demos respuesta a los que nos enviaron. ¿Qué dices de ti mismo? Dijo: Yo soy la voz de uno que clama en el desierto: Enderezad el camino del Señor, como dijo el profeta Isaías. Y los que habían sido enviados eran de los fariseos. Y le preguntaron, y le dijeron: ¿Por qué, pues, bautizas, si tú no eres el Cristo, ni Elías, ni el profeta? Juan les respondió diciendo: Yo bautizo con agua; mas en medio de vosotros está uno a quien vosotros no conocéis.  Este es el que viene después de mí, el que es antes de mí, del cual yo no soy digno de desatar la correa del calzado”.  En estos versículos se nos presenta, en primer lugar, un verdadero ejemplo de humildad. Juan el Bautista era un hombre de Dios, santo y eminente. Jesucristo mismo dijo, “Entre los que nacen de mujer no se ha levantado otro mayor que Juan el Bautista” (Mateo 11:11) y

que “él era antorcha que ardía y alumbraba” (Juan 5:36). Sin embargo, el texto bíblico nos muestra que este santo se abate y se humilla. Rechaza los honores que los judíos de Jerusalén estaban prestos a darle, y rehúsa todo título lisonjero. Al dar cuenta de sí mismo dice simplemente que es “voz que clama en el desierto” y que su bautismo es solo de agua. Anuncia en alta voz que en medio de los judíos está uno que es más grande que él, uno a quien él no es digno de desatar la correa del zapato. No exige honor para sí, sino para Cristo; su misión es ensalzar y enaltecer al Señor, y de esa misión no se aparta. Los hombres más justos que ha tenido la Iglesia en su historia han estado animados por el mismo espíritu que animó a Juan el Bautista. En dotes naturales y en conocimientos han diferido mucho, pero en un respeto se han parecido siempre en estas “revestidos de humildad.” Jamás han trabajado por adquirir fama. Poco se han preocupado de su propia conveniencia. Siempre han estado prontos a “decrecer” para que Cristo pueda “crecer”, están dispuestos a ser menospreciados para que Cristo sea ensalzado. Y esa es la razón por que Dios los ha honrado. “Porque cualquiera que se enaltece, será humillado; y el que se humilla, será enaltecido.” (Lucas 14:11). Si profesamos ser cristianos verdaderos, procuremos imitar a Juan el Bautista. Practiquemos la humildad, pues esta es la virtud por la que han

de empezar su enmienda los que deseen salvarse. No es sino cuando nos despojamos del orgullo y nos sentimos compungidos por nuestros pecados, que comenzamos de veras nuestra carrera religiosa. Esta es una de aquellas virtudes que todos los cristianos pueden y deben practicar. Ningún pretexto puede justificar al que la abandona. Más ante todo, la humildad es la virtud que brillará más al fin de nuestros días. Jamás apreciaremos tan altamente su valor como cuando estemos en nuestro lecho de muerte y prontos a comparecer ante el tribunal de Cristo. Toda nuestra vida nos pa-

recerá como una serie de defecto, nuestros méritos no tendrán para nosotros ninguna importancia, y en Cristo pondremos nuestra esperanza. Los versículos enunciados al principio también presentan un ejemplo de la ceguera espiritual de los hombres no convertidos. Los judíos que acudieron a interrogar a Juan hacían alarde de que estaban esperando al Mesías. Como todos los demás fariseos se gloriaban de ser hijos de Abraham, y de poseer el pacto divino. Confiaban en la ley, y profesaban conocer la voluntad de Dios, y creer en sus promesas. Sin embargo, en aquel

momento, sus almas estaban sumergidas en la oscuridad. En medio de ellos estaba, como Juan el Bautista les dijo, uno a quien no conocían. El mismo Jesucristo, el Mesías prometido, estaba ya en medio de ellos; pero ni lo vieron, ni lo recibieron, no lo conocieron, ni le creyeron. Asombra pensarlo, pero las palabras del predicador del desierto son aplicables a millares de personas de nuestro tiempo. Jesucristo está aún medio de muchos que ni ven, ni conocen, ni creen. Parece como si una especie de letargo se hubiese apoderado de ellos. El dinero, el placer, el mundo les son cono-

cidos; pero no conocen a Cristo. La salvación está a su alcance; pero siguen inmóviles. La misericordia, la gracia, la paz, el cielo, la vida eterna están casi a sus puertas; pero permanecen tan fríos e indiferentes como antes. ¿Y qué línea de conducta seguimos nosotros? ¿Olvidamos que el tiempo pasa con rapidez y que pronto se cerrará para siempre la puerta de la misericordia? ¿Olvidamos que el Cristo a quien rehusamos hoy no se nos ofrecerá mañana? En el último día muchos exclamarán “Mejor hubiera sido no haber nacido que haber rechazado a Cristo”.


SUPLEMENTO LITERARIO

LA LIBERTAD Barranquilla, Domingo 21 de Julio de 2013

7

SERIE: COLOMBIA UN PAÍS DE SABIOS

Francisco José De Caldas y Tenorio Primer sabio colombiano POR ALBERTO HINESTROSA LLANOS

Pese a las múltiples manifestaciones negativas que se escuchan y se leen en los medios de comunicación, Colombia es un país de sabios. Y una muestra de ello son los miles de hombres y mujeres que en las diferentes disciplinas de la ciencia y la cultura han escrito sus nombres a nivel mundial, recibiendo reconocimientos que no sólo los enaltecen, sino que permiten que Colombia tenga otra imagen dentro del mundo científico. Años antes de que Colombia lograra su Independencia y creación como República, ya el nombre de un colombiano, Francisco José de Caldas y Tenorio, era reconocido a nivel mundial por sus investigaciones como geógrafo y naturalista, que sorprendieron a hombres tan ilustres como José Celestino Mutis y Humboldt, quienes eran considerados como los más grandes científicos de aquellos años. Nació en Popayán, el 4 de octubre de 1768, y mostró desde niño gran interés por las matemáticas, las ciencias físicas y la astronomía. Tras cursar estudios en su tierra natal, se trasladó a Santafé y se graduó como jurista sólo para dar gusto a su familia, pues pronto regresó a Popayán y decidió dedicarse a lo que más le interesaba: la astronomía, las matemáticas y las ciencias físicas.   Aprovechó sus continuos viajes para determinar la posición geográfica de los lugares que conocía y para realizar observaciones de la naturaleza, usos y costumbres de los distintos pueblos. Su equipo de trabajo básico se componía de un barómetro, una brújula y un termómetro. Cuando no conseguía los instrumentos que necesitaba los construía él mismo: fabricó un gnomon, un cuadrante solar y otros instrumentos de medición. Después de diversos experimentos observó que “la temperatura del agua destilada, en ebullición, es proporcional a la presión atmosférica”, nueva ley física que le permitió medir las alturas mediante nuevos procedimientos y que sería utilizada después por Humboldt, quien sorprendentemente se olvidó en este caso del inventor. El denominado hipsómetro, instrumento por él inventado, sirve para medir la altitud de un lugar, observando la

temperatura que alcanza en ese sitio el agua cuando empieza a hervir. Fue Científico, militar, geógrafo, botánico, astrónomo, naturalista, periodista, prócer y mártir colombiano. Por su erudición y vastos conocimientos sobre tantas disciplinas fue conocido entre sus contemporáneos como El Sabio Caldas, epíteto con el cual pasó a la historia de Colombia. Un proyecto de rescate de la grandeza de la patria colombiana, iniciado por la Corporación Universitaria del Meta, bajo la dirección de su fundador y rector, Rafael Mojica García, ha permitido una investigación que dio frutos sorprendentes: La edición del Primer Tomo del Libro “Colombia País de Sabios”, donde están registrados 500 colombianos que en diferentes disciplinas de la ciencia, han aportado al mundo soluciones para bien de la humanidad.   El libro muestra no sólo los datos biográficos de cada uno de los científicos colombianos, sino también los pasos que dieron para que el mundo se sorprendiera de su inteligencia y sus conclusiones. El Sabio Caldas,  en 1801 publicó “La verdadera altura del Cerro de Guadalupe” en el Correo Curioso y Mercantil, que circulaba en Bogotá, periódicos que se habían interesado en lo relacionado a la botánica, y sus conocimientos le permitieron relacionarse con el sabio José Celestino Mu-

tis, director de la Expedición Botánica y, a través de éste, con el alemán Alexander Von Humboldt, quien preparaba un viaje a Quito. El alemán quedó sorprendido de la precisión de los instrumentos de Caldas. En el Ecuador, permaneció tres años y medio de estudio e investigación; y en 1804  publicó Viaje de Quito a las costas del océano Pacífico por Malbucho y Viaje al corazón de Barnuevo. Al año siguiente se vinculó como astrónomo a la Real Expedición Botánica y fue nombrado director del Observatorio Astronómico de Santafé. El año 1808 fue el más importante de su vida: comenzó la publicación del Semanario del Nuevo Reino de Granada, que posteriormente completaría con las Memorias, donde apareció el grueso de su obra científica. En 1810 se casó con María Manuela Barona.   Con el advenimiento de la Independencia, se dedicó al estudio de la ciencia militar, ya que el presidente Nariño lo nombró capitán del Cuerpo de Ingenieros Cosmógrafos y después se le encargó la publicación del Almanaque de las Provincias Unidas del Nuevo Reino de Granada y otras misiones, pero la guerra contra los españoles lo contó entre sus víctimas. Cuando la capital cayó en manos de los realistas, huyó al sur y se refugió en la hacienda familiar de Paispamba, donde fue apresado y remitido,

junto con otros patriotas, a Santafé. El primer científico colombiano fue condenado a ser fusilado por la espalda, ejecución que se aplicó el 29 de octubre de 1816. El presidente del tribunal que lo juzgó dijo por su cuenta aquello de que “España no necesita de sabios”. Pero, en 1925, en el vestíbulo del Palacio de Bibliotecas y Museos de Madrid, el rey español, Alfonso XIII, con gran solemnidad, descubrió una lápida conmemorativa que ostenta esta significativa inscripción: “Perpetuo desagravio de la madre España a la memoria del inmortal neogranadino Francisco José de Caldas”. Estos son ejemplos dignos de presentar a las nuevas generaciones, que cada día están perdiendo no sólo la identidad de la nacionalidad, sino también los deseos de estudiar y de hacer parte de una transformación científica. El problema de Colombia, es que ha dejado atrás la mirada y no ha valorado los aportes que estos hombres y mujeres han entregado con su sapiencia y dedicación a la investigación, de ahí la importancia de esta reseña biográfica que hoy iniciamos en donde varios samarios figuran como Sabios por sus inventos e investigaciones, los cuales vendrán en entregas futuras.


8

SUPLEMENTO LITERARIO

LA LIBERTAD Barranquilla, Domingo 21 de Julio de 2013

La ventana de los Poetas

ORACIÓN A LA PATRIA

CUERDAS QUE LLEGAN

EL GATO

Colombia patria mía, te llevo con amor en mi corazón, Creo en tu destino, Y espero verte siempre grande respetada y libre.

DEDICADO: A mi gran amigo Bertulio Rosales, el Arquitecto que construye ilusiones en cada paso de su vida.

Un gato está lamiendo su aterciopelado pelaje negro y blanco echado sobre un tejado semeja un adorno delicado sobre un tapete blanco. Con insistencia un perro le ladra en mitad de la calle tratando de asustarlo, pero él ni lo mira... parece ignorarlo.   Se estira, se encoge, se sienta sobre sus patas traseras como si estuviera pensando.   Se levanta, avanza con su paso fino y delicado abanicándose con su cola hasta perderse saltando entre tejado y tejado.

En ti amo todo lo que me es querido, Tus glorias, tu hermosura, Mi hogar, las tumbas de mis mayores, Mis creencias, el fruto de mis esfuerzos, Y la realización de mis sueños. Ser hijo tuyo, Es la mayor de mis glorias, Y mi ambición más grande, Es la de llevar con honor El título de Colombiano, Y llegado el caso morir por defenderte.

FUERZAS MILITARES DE COLOMBIA

Cuando oigo los acordes de una guitarra Desde lejos Los comparo como una mujer en celos Que se ahoga en su canto Que se muere en silencio Que me quiere primero. Las melodías de una guitarra encendida Con su “salud de música nacida” Me ofrece un placer doliente Porque sus cuerdas me redimen Como a lo lejos, el sol naciente Pero su cutis es de fino cristal Que se rompe con el simple mirar Oh! la guitarra es el susurro De un amor que llega

RICARDO AVILA C.

DORIS MARRIAGA

NECESIDAD DE PÁJARO

EL LIBERTADOR

DIVINA CIENCIA

El pájaro que me habita le sobran alas pero le falta cielo, él aunque libre me tiene preso en su canto y delirante la razón. El pájaro que me habita se alimenta de sombras para tajar soledades sobre una luna rota.   El pájaro que me habita se ha cansado de su encierro está revoloteando sus alas y pide espacio para volar.

Yo venía envuelto en el manto de Iris, desde donde paga su tributo el caudaloso Orinoco al Dios de las aguas. Había visitado las encantadas fuentes amazónicas, y quise subir al atalaya del Universo. Busqué las huellas de La Condamine y de Humboldt seguílas audaz, nada me detuvo; llegué a la región glacial, el éter sofocaba mi aliento.

El mundo está bien hecho Como lo hizo el creador El hombre es bueno y correcto Porque así lo quiso DIOS. El que intenta a DIOS imitar Lo profana y lo maltrata El loro aprende a hablar Pero no brinca ni salta En cambio el simio orangután Brinca, rìe, también salta Del hombre imitación casi exacta Pero el pobre no puede hablar. Existen bellas melodías Y miles de pájaros tinadores Que al mundo dan paz y alegría Y tranquilidad a los hombres.

LUIS FERNANDO SUÁREZ S.

FERNANDO MIRES

GERMAN EMILIO MORALES

Suplemento literario #33 julio 21  
Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you