Page 1

SEMINARIO UNIVERSITARIO DE ESTUDIOS ASIÁTICOS

2015 - 2016 DIPLOMADO EN ESTUDIOS SOBRE

1

COMPILACIÓN DE ENSAYOS


2


ÍNDICE 1. UNA NUEVA ESTRATEGIA GEOPOLÍTICA EN LA POLÍTICA INTERNACIONAL: EL CASO DE LA REPÚBLICA POPULAR CHINA EN EL SIGLO XXI. María de la Luz Espinosa Tomé 2. CONFLICTOS Y RUPTURA DE CHINA Y LA UNIÓN SOVIÉTICA EN LA SEGUNDA MITAD DEL SIGLO XX. Jesús Sosa Arista 3. LA INDUSTRIA CULTURAL TELEVISIVA EN COREA Y MÉXICO: LA RELEVANCIA DE SU NARRATIVA. Cecilia Santamaría Cabello 4. LA GUERRA DE COREA A TRAVÉS DE LA ENSEÑANZA EN LA UNAM: UNA EXPERIENCIA PERSONAL. Jorge Raúl Suárez Campero 5. LA PARTICIPACIÓN DE LA MUJER EN EL FENÓMENO DEL DECLIVE POBLACIONAL DE JAPÓN: DEMOGRAFÍA Y ENVEJECIMIENTO DE LA POBLACIÓN EN JAPÓN. Liliana Yutzin Cruz García 6. EL USO DE ENERGÍA NUCLEAR PARA LA INDUSTRIA JAPONESA ANTES Y DESPUÉS DE FUKUSHIMA: DEBATES SOCIALES, POLÍTICOS Y ECONÓMICOS. Iván Emmanuel Vega Salinas 7. PARTICIPACIÓN ECONÓMICA DE LA MUJER INDIA, RETOS Y REALIDADES. Wendoline García Ocadiz 8. COMUNIDADES RELIGIOSA E INTOCABLES: LA RELIGIÓN COMO INSTRUMENTO DE LA POLÍTICA ELECTORAL Y LA POLÍTICA COMO ESPACIO DE AFIRMACIÓN DE LOS INTOCABLES. Eduardo Núñez Mayeya 9. NARCOTRÁFICO EN LA INDIA. Gabriela Ramírez Pedraza 10. MAE NAM KONG: ENTRE LA MODERNIDAD Y LA DEVASTACIÓN. Wendoline García Ocadiz 11. ¿POR QUÉ DECIDIÓ RUSIA INMISCUIRSE EN EL CONFLICTO SIRIO? Liliana Yutzin Cruz García 12. INSERCIÓN DE LA MUJER EN EL ÁMBITO LABORAL EN EL EGIPTO ACTUAL. Wendoline García Ocadiz

3


UNA NUEVA ESTRATEGIA GEOPOLÍTICA EN LA POLÍTICA INTERNACIONAL: EL CASO DE LA REPÚBLICA POPULAR CHINA EN EL SIGLO XXI MARÍA DE LA LUZ ESPINOSA TOMÉ

El papel que la República Popular China ha adquirido en los últimos años se debe no sólo por los cambios geopolíticos de la región asiática1, sino a que su fortalecimiento y desarrollo ha propiciado la reconfiguración del orden mundial gracias a su consolidación como uno de los actores principales en términos económicos, comerciales, políticos y militares. Además, la expansión económica de China, visible durante las últimas dos décadas, la ha convertido en actor principal dentro de la economía mundial, tanto por sus estrategias en los mercados y productos, como por su capacidad financiera y el aumento de su presencia a nivel mundial por la cantidad de acuerdos comerciales, inversión, ayuda económica, cooperación y apoyo internacional.2 No obstante, el protagonismo que ha adquirido el país en la escena de las relaciones internacionales también ha sido impulsado por los cambios de estrategia política vistos desde el periodo del entonces presidente Hu Jintao3 y el actual jefe de Estado, Xi Jinping, a través de la concepción de un mundo armonioso y una mayor inserción pacífica en la comunidad internacional mediante la cooperación regional para el refuerzo de sus alianzas estratégicas. Al hablar de política exterior en la República Popular China, es indispensable tomar en cuenta algunos elementos base y actores, ya que la política del país es llevada a cabo a través del Partido Comunista Chino (PPCh), reconociendo desde 1982 que éste mismo es el “representante de los intereses de todos los chinos”4 En primer lugar, es importante recordar que desde la creación de la República Popular China hasta los últimos años del gobierno de Mao Zedong, la política exterior china estuvo en función de la Alianza Sino-soviética5. Además, China había pasado por una guerra civil entre nacionalistas y comunistas hasta 1950, la invasión japonesa en los años del fin de la Segunda Guerra Mundial, la Guerra de Corea en 1953, así como los estragos de la Revolución Cultural de 1966, la cual implicó un estancamiento económico y un aislamiento político por las medidas tomadas y la imagen negativa a nivel internacional 1 Después del crecimiento económico que sostuvo Japón entre los años de 1950 y 1970, con un producto interno bruto (PIB) de aproximadamente más del 10%. 2 Correa López, Gabriela y Núñez Mejía, René. “China en la construcción de nuevas relaciones internacionales”, Asociación Latinoamericana de Estudios de Asia y África del XIII Congreso Internacional de ALADAA. Pág. 3. Documento en línea. (Consultado el 14 de agosto de 2013), disponible en: <http://ceaa.colmex.mx/aladaa/memoria_xiii_congreso_internacional/ images/correa_nunez.pdf>. 3 Presidente de la República Popular China desde el 15 de marzo de 2003 hasta el 14 de marzo de 2013. 4 León de la Rosa, Raquel (2013). La Política Exterior de la República Popular de China, la llegada de Xi Jinping y sus vínculos en América Latina, Congreso Anual de la Asociación Mexicana de Estudios Internacionales y de la Federación Latinoamericana de Asociaciones de Estudios Internacionales, pág. 3. Documento en línea. (Consultado el 4 de agosto de 2015), disponible en: <http://www.politica-china.org/imxd/noticias/doc/1381919616La_Politica_Exterior_de_la_Republica_Popular_China.pdf>. 5 Ibídem, pág. 4.

4


que provocó éste último acontecimiento. Por lo que, gracias a su conformación histórica y política, China siempre ha llevado una ideología nacionalista. Sin embargo, sería hasta los esfuerzos del entonces Primer Ministro Zhou Enlai cuando la República Popular China iniciaría su apertura al exterior gracias a participación en eventos como la Conferencia de Bandung, Indonesia en 1955, el establecimiento de relaciones diplomáticas con Estados Unidos, su admisión en la Organización de la Naciones Unidas en 1971, etc. Más tarde, después de la toma de poder por parte de Deng Xiaoping en 1978, se formularía una política de reforma y apertura al exterior en el XI Comité Central del Partido Comunista Chino basado en las cuatro modernizaciones, las cuales tendrían influencia en el sector agrícola, industrial, tecnológico y de defensa6. Mismo que marcaría un avance y sería el antecedente más importante en el desarrollo de las fuerzas productivas y economía del país. Si bien, desde principios de la década de los noventa, el ex Primer Ministro Li Peng, quien llevó el cargo desde 1987 a 1998, anunció los principios de la política del gobierno chino para Asia Central, los cuales serían: 1. Mantener relaciones de buena vecindad y coexistencia pacífica. 2. Promover la cooperación, la igualdad, el beneficio mutuo y la búsqueda de la prosperidad común. 3. Respetar la elección independiente de los pueblos de Asia Central y nunca interferir en sus asuntos internos. 4. Respetar la independencia y soberanía de otros países y contribuir a la estabilidad regional.7 Ante estas declaraciones, la República Popular China no realizaría cambios radicales en cuanto a sus principios de política exterior. El profesor y economista chino Song Xiaoping afirma que los elementos fundamentales de la política exterior de China consisten en la independencia, la autodeterminación y la coexistencia pacífica para salvaguardar la soberanía nacional, promover la paz y el desarrollo mundial.8 Por lo que, gracias al desarrollo de su diplomacia, no es de extrañar que la política exterior de la República Popular China se siga basando en los principios fundamentales de coexistencia pacífica: respeto a la soberanía territorial, la no intervención en asuntos internos, no agresión, Igualdad y beneficio mutuo, y la coexistencia pacífica. 6 Claudio Quiroga, Gloria (2009), China, 30 años de crecimiento económico, Anuario Jurídico y Económico Escurialense, XLII Madrid, España. Documento en línea. (Consultado el 3 de agosto de 2015), disponible en: <http://www.dialnet.unirioja/articulo/2916327.pdf>. 7 Hernández Mendoza, Rosángel. La elección del multilateralismo: el liderazgo de la República Popular China en la creación de la Organización de Cooperación de Shanghái en Ramírez Bonilla, Juan José y Haro Navejas, Francisco Javier (Coord.), China y su entorno geopolítico. Políticas e instituciones de la integración regional, Colegio de México, México, pág. 123. 8 Xiaoping, Song. “Elementos fundamentales de del marco teórico de la política exterior de China”. PDF. Documento en línea. (Consultado el 3 de agosto de 2015), disponible en: <http://www.china-files.com/pdf/song.pdf>.

5


“El mundo armonioso” y una política de desarrollo y ascenso pacífico Durante la década de los noventa acontecieron cambios en el sistema internacional, cambios que afectaron también la posición de China. Uno de ellos fue el surgimiento de una nueva generación de líderes políticos dentro del Partido Comunista Chino, entre los cuales figuraría el entonces presidente Jiang Zenmin, quien llevaría a cabo una diplomacia práctica con el objetivo de integrar a China en la comunidad internacional9. Por ejemplo, las negociaciones para la entrada del país en la Organización Mundial del Comercio (OMC); la participación en foros internacionales sobre desarme y no proliferación de armas nucleares, salvaguardar la paz y estabilidad mundial; la creación de la Organización de Cooperación de Shanghái, entre otros. Para 2003, Hu Jintao tomaría el poder de la República Popular China. En un contexto donde se declaraban nuevas amenazas después de los atentados del 11 de septiembre de 2001 y las estrategias geopolíticas retomarían su importancia en la arena internacional. Sin embargo, una de las mayores aportaciones que hizo Hu Jintao, fue el haber generado un nuevo discurso político inspirado en las ideas de la cultura tradicional china, el “和 谐世界” (mundo armonioso), planteado durante la reunión de la Organización de Naciones Unidas en septiembre de 2005. La cual sería una iniciativa para la construcción de un mundo basado en una paz duradera y la prosperidad común, un ambiente estable y pacífico10. Esta concepción permitió y aún permite, coordinar las relaciones exteriores de China de una forma más activa y constante, ya que busca cumplir con sus objetivos e intereses a través de un desarrollo pacífico. Como sabemos, después de la crisis de 2008, sucedió otro cambio en el sistema internacional debido a la redirección de las economías por la crisis de endeudamiento de las grandes economías occidentales, ya que fue una situación que afectó a casi todos los países. Sin embargo, para China esto marcó la importancia de la apertura del mercado y fomentó la globalización económica aún más, así como un control sobre el comercio, la inversión y el movimiento de capitales11. Es decir, el interés nacional de la República Popular China pasó a ser principalmente de carácter económico. No obstante, China mantiene sus intereses, tales como adoptar una política de atracción de negocios y captación de capitales del exterior, salvaguardar la soberanía y seguridad nacional, mantener la estabilidad política interna y a nivel internacional, salvaguardar el sistema político, aumentar su inserción en la economía mundial y fortalecer el comercio exterior; es decir, ser un país atractivo en el ámbito internacional, así como mantener e 9 Moncada Darruti, Mariola (2011). Visión del mundo exterior de las cuatro generaciones de líderes políticos de la República Popular China: evolución histórica y conceptual. Documentos CIDOB. Barcelona Centre of International Affairs. Asia 27. Mayo. Pág. 7. Documento en línea. (Consultado el 4 de agosto de 2015), disponible en: <www.cidob.org/content/.../ file/DOCUMENTOS_WEB_ASIA_27.pdf>. 10 Op. Cit. Xiaoping, Song. Pág 89. 11Ramírez de la O, Rogelio. Hacia dónde va la economía global en los próximos decenios en ‘Grandes retos del siglo XXI’, Coord. Héctor Vasconcelos. Pág. 397.

6


implementar el desarrollo económico.

Geopolítica china: una realidad actual En el 2013, desde que el presidente de China, Xi Jinping, asumió el cargo, ha buscado aumentar la inserción, prestigio e impacto de China en el mundo. Además de optar por una estrategia de ayuda y apoyo multilateral, mejorando su imagen con otras naciones y aumentando los proyectos de inversión en nuevas regiones, tal como lo ha hecho en África. No obstante, el desarrollo económico de China ha revelado otros problemas que empiezan a incrementar paulatinamente. La economía ha empezado un periodo de ralentización, lo cual no implica una crisis financiera o el fin del auge económico de China, sino que se contempla la necesidad de desarrollar otras áreas como la social, la cultural y un sistema de ecología verde y sostenible, en el que las emisiones de carbono sean mucho más bajas y el consumo de energía más eficiente12; pues China se sumerge en problemas ambientales y de consumo energético cada vez mayores. Así mismo, el aumento de las relaciones con otros países del mundo, principalmente con aquellos que son productores de petróleo, muestra una de las estrategias más activas de China para su seguridad energética, ya que depende de las importaciones de este recurso. Además, China ha tenido grandes proyectos como el Banco Asiático de Inversión para Infraestructura - liderado por la potencia económica- para impulsar la inversión en Asia en rubros como transporte, energía, telecomunicaciones y otras infraestructuras13, proyecto que, junto con la Iniciativa del Cinturón Económico de la Ruta de la Seda y la Ruta de la Seda Marítima del siglo XXI14, presentada por Xi desde el 2013, apoyan la estrategia de China para asegurar el suministro de recursos energéticos, la cooperación regional, y el desarrollo del transporte e infraestructura que necesita para la consolidación de una política energética y continuar con una estabilidad económica. Ante esto, la República Popular China funge como pivote en la competencia estratégica por intereses energéticos y adquiere un papel como guía en la búsqueda y desarrollo de fuentes de energía, el control de compra de recursos como el petróleo; así como el establecimiento de rutas comerciales y transporte15. En consecuencia, el aumento de la presencia china en territorios fuera de la región, ha acelerado la competencia entre las grandes economías para defender sus intereses, principalmente Estados Unidos, Rusia y China, dando paso a lo que se ha venido llamando 12 Liu, Rosa y Huang, Rocío (2015), China deja atrás el ‘ritmo acelerado”, People Daily, documento en línea, (consultado el 8 de abril de 2015), disponible en: <http://spanish.peopledaily.com.cn/n/2015/0313/c31621-8862692.html>. 13 Chen, Felipe y Huang, Rocío (2015). Francia, Alemania e Italia se unirán al Banco de desarrollo liderado por China, People Daily, documento en línea, (Consultado el 4 de agosto de 2015), disponible en: <http://spanish.peopledaily.com. cn/n/2015/0317/c31620-8864329.html>. 14 Xinhua (2015), China unveils action plan on Belt and Road Initiative, China Daily, documento en línea. (Consultado el 4 de agosto de 2015), disponible en: <http://www.chinadaily.com.cn/business/2015-03/28/content_19938124_3.htm>. 15 Rubiolo, María Florencia (2010). La seguridad energética en la política exterior de China en el siglo XXI, en Revista CONfines de Relaciones Internacionales y Ciencia Política, núm 6, vol. 11, enero- mayo, pág. 61 (Cosultado el 4 de agosto de 2015), disponible en: <http://confines.mty.itesm.mx/articulos11/RubioloM.pdf>.

7


un Nuevo Gran Juego. Por lo que las acciones y proyectos que desarrolle China van a tener resultados no sólo para el país mismo, sino para la región asiática y la sociedad internacional.

Conclusión Los recursos energéticos siempre han marcado relevancia en las relaciones entre los Estados o actores de la escena mundial, ya sea por el control de los depósitos, las redes de distribución o los mercados. Sin embargo, la cuestión geopolítica en las diferentes problemáticas que se han llevado a cabo durante el siglo XXI, han dejado claro que el elemento energético es un factor significativo e influyente de las relaciones de fuerza y equilibrio de poder, además de ser materia de política exterior de los diferentes países. Por lo que la República Popular China, más allá de impulsar el desarrollo de una diplomacia bien organizada, necesita una planificación de sus relaciones para continuar con su papel en el sistema internacional y aumentar su influencia a nivel global. Por otro lado, es sabido que China, si bien está muy distante de ser la primera economía mundial (debido a la existencia de otros problemas al interior del país), sí es un líder regional con alcance global. Y continuará siéndolo si sigue realizando tácticas geopolíticas para mantener el lugar en el sistema internacional que tantos años le ha costado obtener. Siendo así, no sólo el abastecimiento de recursos estratégicos es uno de sus objetivos, sino la amplitud de sus relaciones a nivel regional e internacional. Una opción de apoyo multilateral, el cual puede que si bien no motive el cambio del orden mundial, el conjunto de esas relaciones sí lo sea, como lo sería la relación cada vez mayor entre Rusia y China. No obstante, China debe cuidar otras cuestiones al interior y de seguridad regional, ya que existen problemas ‘sensibles’ para el país. Tales como el programa nuclear de Corea del Corte, la situación de Taiwán, los conflictos en el Mar de China por las islas Senkaku y Spratly, entre otros. Lo cierto, es que a pesar de los problemas que tiene China, la segunda potencia económica tiene una decisión inamovible sobre mantener un papel activo en las relaciones internacionales del siglo XXI. Por lo que se concluye con las siguientes preguntas: ¿Esta premisa da paso a un nuevo orden mundial encabezado por China? ¿China sería capaz de respetar o desafiar el status quo internacional actual? ¿Cuáles serían los cambios en el sistema internacional en diez años? ¿Estados Unidos debería planificar iniciativas

8


parecidas, dejar las acciones unilaterales y optar por las multilaterales?  

Referencias:

• Chen, Felipe y Huang, Rocío (2015). Francia, Alemania e Italia se unirán al Banco de desarrollo liderado por Chin”, People Daily, documento en línea, disponible en: <http:// spanish.peopledaily.com.cn/n/2015/0317/c31620-8864329.html>. • Claudio Quiroga, Gloria (2009), China, 30 años de crecimiento económico, Anuario Jurídico y Económico Escurialense, XLII Madrid, España. Documento en línea, disponible en: <http://www.dialnet.unirioja/articulo/2916327.pdf>. • Correa López, Gabriela y Núñez Mejía, René. “China en la construcción de nuevas relaciones internacionales”, Asociación Latinoamericana de Estudios de Asia y África del XIII Congreso Internacional de ALADAA. Pág. 3. Documento en línea, disponible en: <http://ceaa.colmex.mx/aladaa/memoria_xiii_congreso_internacional/images/ correa_nunez.pdf>. • Hernández Mendoza, Rosángel. La elección del multilateralismo: el liderazgo de la República Popular China en la creación de la Organización de Cooperación de Shanghái en Ramírez Bonilla, et al. (Coord.), China y su entorno geopolítico. Políticas e instituciones de la integración regional, Colegio de México, México, pág. 123. • León de la Rosa, Raquel I (2013). La Política Exterior de la República Popular de China, la llegada de Xi Jinping y sus vínculos en América Latina, Congreso Anual de la Asociación Mexicana de Estudios Internacionales y de la Federación Latinoamericana de Asociaciones de Estudios Internacionales, pág. 3. Documento en línea, disponible en: <http://www.politica-china.org/imxd/noticias/doc/1381919616La_Politica_Exterior_de_la_Republica_Popular_China.pdf>. • Moncada Darruti, Mariola (2011). Visión del mundo exterior de las cuatro generaciones de líderes políticos de la República Popular China: evolución histórica y conceptual. Documentos CIDOB. Barcelona Centre of International Affairs. Asia 27. Mayo. Pág. 7. Documento en línea, disponible en: <www.cidob.org/content/.../file/DOCUMENTOS_WEB_ASIA_27.pdf>. • Rubiolo, María Florencia (2010). La seguridad energética en la política exterior de

9


China en el siglo XXI, en Revista CONfines de Relaciones Internacionales y Ciencia Política, núm 6, vol. 11, enero- mayo, pág. 61, Documento en línea, disponible en: <http://confines.mty.itesm.mx/articulos11/RubioloM.pdf>. • Xiaoping, Song. “Elementos fundamentales de del marco teórico de la política exterior de China”. PDF, disponible en: <http://www.china-files.com/pdf/song.pdf >. • Liu, Rosa y Huang, Rocío (2015), China deja atrás el ‘ritmo acelerado’, People Daily, documento en línea, disponible en: <http://spanish.peopledaily.com.cn/n/2015/0313/ c31621-8862692.html>. • Xinhua (2015). China unveils action plan on Belt and Road Initiative, China Daily. Documento en línea, disponible en: <http://www.chinadaily.com.cn/business/2015-03/28/ content_19938124_3.htm >.

10


CONFLICTOS Y RUPTURA DE CHINA Y LA UNIÓN SOVIÉTICA EN LA SEGUNDA MITAD DEL SIGLO XX JESÚS SOSA ARISTA1

Hacia la mitad del siglo XX sucede algo extraordinario. A finales de los años 50’s China y la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas (URSS) se distancian. La estrecha relación entre el comunismo soviético y el chino fue muy temprana en el siglo XX y se prolongó hasta los primeros años de la República Popular China (RPC): ¿cuáles son, entonces, las razones y los factores que llevaron a una ruptura a estos regímenes políticos? Es probable que las políticas chinas, las personalidades de los líderes y la ideología (entendida como interpretación del marxismo-leninismo) expliquen la división. Seguramente habrá más razones que gestaron el paso de la alianza a las reclamaciones y al distanciamiento, “de excesivo acercamiento (1950-1957) y luego de histérico hostigamiento verbal, hasta llegar cerca de la guerra en 1965 y casi al borde de ella en 1969” (Anguiano 2006: 283), hasta que Kruschev y la desestalinización aleja a estas naciones. También resulta plausible que solas no expliquen la separación China de la URSS y del bloque socialista. Los nuevos documentos disponibles destacan a la ideología como explicación, más porque “tanto los comunistas chinos y los soviéticos eran creyentes verdaderos marxistas-leninistas” (Lüthi, 2008: 1). Lüthi ha señalado que “los estudiosos ofrecen cuatro explicaciones principales para demostrar la escisión sino-soviética: 1) un conflicto de intereses; 2) el concepto del triángulo de poder estratégico formado por Estados Unidos, la Unión Soviética y China; 3) la política interna China antisoviética y 4) la ideología” (Lüthi, 2008: 3-4). Los cambios en las actitudes y políticas son evidentes desde el inicio de la relación. En el relato del tejido de la separación, además de estas breves líneas se esboza el entorno, expone la pugna y, por último, se sugieren algunas consideraciones. El mundo “bipolar” emerge de la “alianza entre el capitalismo y el comunismo contra el fascismo -fundamentalmente las décadas de 1930 y 1940-”, y de las “relaciones entre el capitalismo y el comunismo [que] se caracterizaron por un antagonismo irreconciliable” (Hobsbawm, 1994: 17).

1 Maestro en Economía DEP-UNAM

11


En el plano internacional acontece la Guerra Fría, manifestada básicamente, por desacuerdos entre Stalin y el presidente Truman sobre el futuro de Europa del Este después de la Conferencia de Potsdam en 1945 tras la derrota de la Alemania nazi. Los episodios significativos del periodo son la Guerra de Corea (1950-53) y la de Vietnam (1955-75). Coexistencia pacífica la denomina el líder ruso Kruschev (criticada después por Mao). China se “alinea hacia un lado” y el bloque se solidifica. El contacto con las potencias «imperialistas» fue casi nulo “esta política de «apoyarse a un solo lado» se justificaba al suponer que solo «del frente antiimperialista encabezado por la Unión Soviética» podía China obtener ayuda verdadera y amistosa” (Huon, 1976, 259). Dos esferas de influencia aparecen: los países pro-soviéticos y pro-chinos. Sólo Yugoslavia y Corea del Norte, rechazan inclinación alguna. Mao decía “las condiciones de cada uno de los países socialistas y Partidos Comunistas no son las mismas. Por eso no consideramos que ellos deban o tengan la necesidad de seguir nuestra manera de proceder” (Zedong, 1957: 458). En lo domestico se crean “dos chinas”2: La República de China (Taiwán) y la República Popular China. El Partido Comunista Chino (PCCh) nace en 1921 con inspiración soviética y gana el poder hasta 1949 (Huon 1976, 260). “El triunfo de los comunistas y el establecimiento de un régimen cuyo objetivo era crear una nueva China se produjo cuando comenzaba la confrontación entre las dos superpotencias de la Segunda Guerra Mundial y se iniciaba el periodo de la Guerra Fría” (Anguiano, 2015: 17). El Gongchandang (del PCCh apoyado por la URSS) derrota en 1949 al Guomidang (nacionalista apoyado por EEUU3). La RPC se proclama el 1 de octubre. Las fuerzas del Gongchandang, lideradas por Mao, vencen al ejército de la República de China , antiguo régimen que, tras el fracaso se ha mantenido en la isla de Taiwán bajo el gobierno de la República de China4 (Anguiano, 2012). Los rusos toman partido pero “Moscú no abandonó su relación formal con el gobierno nacionalista, sino hasta octubre del 1949” (Anguiano, 2001: 189: 190). No obstante “la URSS no sentía grandes deseos de que los comunistas tomaran el poder en China, pero eso fue lo que sucedió a pesar de todo” (Hobsbawm, 1994; 231). Contrario a las preferencias soviéticas -y estadounidensesel PCCh fue tutelado por la URSS a través del Komintern ligado al aparato soviético. En este contexto, las cambiantes relaciones chinas pueden resumirse así, En 1927-1937 el país fue unificado bajo un gobierno nacionalista que luego enfrentaría al Japón en una guerra de resistencia la cual se subsumiría en la Segunda Guerra Mundial. En 1946 estalló la guerra civil que ganaron los co2 «Las “maquinaciones” para crear “dos Chinas” o “una China y un Taiwán” al igual que la aseveración de que “La situación de Taiwán aún no ha sido definida”, han sido considerados por los chinos no solo como amenazas a la integridad territorial de su país, sino también como constante insulto a su orgullo nacional y también como molesto recordatorio de que su misión de salvar y rejuvenecer la nación sigue sin estar totalmente cumplida» (Huon 1976, 249). 3 Véase el informe que el Departamento de Estado remite al Congreso titulado United States Relations with China, al que se le identifica como “libro blanco sobre China”. 4 La República de China fue fundada en Nanjín (significa “capital del sur” y Pekin que significa “captal del norte”) (Anguiano 2015, 5) en 1927. Una vez derrotados los nacionalistas se refugian en la isla de Taiwán (antigua Isla de Formosa). La República de China la funda Sun Yat-sen quien también es líder y fundador del Partido Nacionalista Chino (Kuomintang, Goumidang o KMT). Se le considera, tanto en la RPC como en la actual República de China (Taiwán), como el padre del republicanismo Chino. Tras la muerte de Sun el sucesor es Chiang Kai-shek quien gobierna la isla de forma autoritaria e impone la ley marcial y un sistema de intolerancia a cualquier tipo de disidencia política.

12


munistas quienes en octubre de 1949 fundaron la República Popular, la cual tuvo un desarrollo fluctuante: en lo internacional pasó de una alianza con la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas (URSS) para enfrentar a Estados Unidos, a una ruptura con Moscú y una alianza informal de conveniencia con Washington (Anguiano, 2015: 1). En Rusia, Stalin (1878-1953) impulsa el socialismo en un solo país5 como principal enfoque político soviético y más tarde la reforma de Kruschev (Jrushchov o Khrushchev, 1894-1971) promueve la distensión como postura. Los dirigentes chinos deseaban un trato de igualdad, pero China es vista como “satélite” ruso (según Stalin y los estadounidenses). Así se convierte, con la Guerra de Corea (junio 1950), en enemigo central de EEUU (desde la perspectiva anglosajona), quien la bloquea 22 años para hacerla fracasar. (Anguiano, 2012). Los estadounidenses pensaban que “habían sufrido tres grandes pérdidas en su posición hegemónica: su monopolio atómico con el primer ensayo nuclear soviético; la pérdida de China, y la posibilidad también pérdida de que el líder comunista Mao Zedong tomara un camino similar al de la Yugoslavia de Tito en relación a la Unión Soviética” (Anguiano, 2015: 12). En este entorno, “Stalin nunca vio en Mao a un verdadero marxista, y sospechaba que tarde o temprano devendría en algo diferente, quizá hasta antimarxista y antisoviético; otra, que existía cierto resentimiento de Stalin contra Mao” por no atacar a Japón que presionaba el avance nazi sobre Moscú en 1941 (Anguiano, 2001: 188). Las conversaciones bilaterales entre la RPC y la URSS culminan con la firma del Tratado de Amistad, Alianza y Asistencia Mutua con vigencia de treinta años. Se firma en agosto de 1945 y coincide con la rendición de Japón. El trato continuó vigente, pero ya desde 1960 sería letra muerta. Se abandona en 1980 sin especulaciones de prórroga. Esencialmente fue un pacto militar que mostraba unidad monolítica entre chinos y rusos contra el resurgimiento eventual del militarismo japonés (Anguiano, 2012). El discurso «sobre el tratamiento correcto de las contradicciones en el seno del pueblo» “representa, con mucho, el repudio más radical del estalinismo procedente hasta ahora de un país comunista”. Jruschov no fue más allá de un repudio negativo al culto de la persona de Stalin 5 En 1929 León Trotski escribió La Revolución Permanente (término teórico usado por Marx y Engels y más tarde por Vladimir Lenin) con el que enfatiza que la revolución socialista debe ser global para ser duradera, pues la dinámica expansionista del capitalismo y los tensos problemas de la estructura social harán tarde o temprano caer el gobierno de los trabajadores.

13


y de la denuncia de los «errores» y «abusos de poder» del mismo; no criticó las concepciones económicas y políticas básicas del estalinismo. Mao Zedong ha sometido a crítica todo el modo de manejar la economía y los métodos de gobierno de Stalin… Mao está tratando de redefinir todo el concepto de dictadura proletaria y de devolverle su significado, el que le daban los marxistas generalmente antes de iniciarse la era de Stalin” (Deustcher, 1974: 97-98). Más complejo que el discurso «secreto» de Jruschov en el XX Congreso. Mao sostiene que hay “demasiada diplomacia y demasiado poco comunismo en todo cuanto hace Jruschov. Ve en Jruschov un tipo bien intencionado pero irremediablemente confuso, que merece muy poco ocupar el alto puesto que ocupa en el mando comunista” (Deustcher, 1974; 179). Mao y el PCCh culpan a Rusia de revisionista. Deseaban mayor beligerancia hacia los países capitalistas (maoísmo), mientras que los soviéticos orientaron su política hacia una «coexistencia pacífica». En 1954 acontece un primer desacuerdo cuando visitan Pekín Kruschev-Bulganin. China reclama que Mongolia está bajo control soviético de “forma abusiva”. La erosión de la relación avanzaba tras la muerte de Stalin y el ascenso al PCUS de Kruschev. Pekín replantea las relaciones, pero al mismo tiempo “intensifica los reclamos sobre Taiwán, y con el afán de probar la reacción estadounidense y de su aún aliado soviético, lanzó acciones militares contra los nacionalistas en las islas de Fujian y Quemoy. Estados Unidos moviliza tropas para tomar represalias, al tiempo que Kruschev advirtió a Washington que cualquier ataque a China sería visto como una agresión a la Unión Soviética: con ello limitó a los norteamericanos a hacer efectivas sus amenazas de represalia contra Pekín”(Bravo, 2005: 157). Argumenta Lüthi que “la discordia entre Pekín y Moscú se levantó sobre el método para establecer una sociedad socialista en el país y sobre la dirección de la política conjunta del campo socialista hacia el mundo capitalista” (Lüthi, 2008: 1). Para Houn la causa principal es la adulteración del socialismo ruso La disputa sino-soviética parece haber tenido su origen principalmente en el intento de Pekín de frenar la adulteración del socialismo revolucionario practicada por Moscú, la cual, en opinión de Pekín llevó a Jruschov y a los actuales jefes soviéticos a abandonar el internacionalismo proletario y a cometer el crimen de adoptar la política de las «cuatro alianzas a favor y cuatro en contra (Huon, 1976: 260).

14


Por su parte, Hobsbawn indica que a diferencia del comunismo ruso, el chino prácticamente no tenía relación directa con Marx ni con el marxismo. La razón de la separación radica en la postura de Mao pues Casi todo el mundo coincide en que estos cataclismos se debieron en buena medida al propio Mao…. Pero no pueden entenderse si no se tienen en cuenta las peculiaridades del comunismo chino, del que Mao se hizo portavoz. (Hobsbawm, 1994; 464). En 1958, apunta Anguiano “ocurrieron tres acontecimientos que afectarían la alianza sino-soviética de manera sustantiva e irreversible” y pueden considerarse causas: la autosuficiencia, la política exterior en busca del socialismo con características chinas propuesta por Mao y el revisionismo ruso -desde la óptica china- (Anguiano, 2001; 220). Mao no coincide con las políticas soviéticas y en 1959 el rompimiento es inminente. No creía posible “lograr el comunismo a través de medios democráticos y chocaron con las ideas de desarrollar una lucha total de clases en contra de las naciones imperialistas que Mao tanto apoyaba. Ello determinó el final de la inclinación china hacia un lado y en 1959 el rompimiento entre los dos gigantes comunistas se concretó” (Bravo 2005, 157–158). A partir de 1960 se producen incidentes fronterizos cuando Las diferencias salen a la luz y la URSS llama a sus técnicos cooperantes en China; en 1961 los intercambios económicos y comerciales se hunden y China reembolsa por anticipado los préstamos soviéticos. Para la economía china el choque es aún más duro, ya que atraviesa una grave crisis tras el fracaso del Gran Salto Adelante… el desastre de los años negros (1959-1961)… La URSS suministra materiales que representan la mitad de los gastos de equipamiento del país entre 1953-57 y concede entre 1950 y 1954, créditos que abarcan aproximadamente la quinta parte de sus ventas totales a China…. para 1966 China ha pagado completamente su deuda con la Unión Soviética” (Lemoine, 2007; 16:18). En una suerte de espiral sin fín, desde la perspectiva propia, cada contrincante tenía la razón y el contrario estaba en un error. Como se sabe “la Unión Soviética gastó 7% de sus ingresos nacionales entre 1954 y 1959” (Zubok, 2007; 111). “La deuda con la Unión Soviética, de 1 700 mil millones de dólares, fue pagada en 1965” (Cornejo, 2001; 52).

15


En 1962 la RPC enfrenta brevemente a la India por un control fronterizo sin apoyo de la URSS. Con ello, la ruptura casi está completa, aunque sin llegar formalmente a romper relaciones diplomáticas. En 1967 China acusa a los soviéticos de atacar Manchuria. La URSS alude ayuda a las poblaciones chinas que rechazan ahí la “Revolución Cultural”. Es en marzo de 1969 el punto álgido del conflicto. Ambos se denuncian de ser responsables. Las tropas se enfrentan en Zhenbao en el río Ussuri. Otros incidentes se registran en la frontera de Xinjiang y se teme por el comienzo de una guerra nuclear. La crisis diplomática se debe a la delimitación de fronteras6. Al líder ruso lo deponen del poder pues “a Kruschev le obligó a hacer las maletas en 1964 la clase dirigente soviética, que prefería una forma menos impetuosa de actuar en política” (Hobsbawm, 1994; 247). Mao intenta revivir la alianza al enviar a Zhou Enlai a Moscú. Sin embargo, el nuevo gobierno soviético de Leonid Brezhnev mantuvo la postura de Kruschev acerca de China “la conducta del nuevo liderazgo soviético -Brezhnev-Kosyguin- era, en opinión de Mao, tanto o más revisionista que la de su predecesor, Nikita Kruschev” (Anguiano, 2001; 235), y las relaciones continuaron congeladas. Zedong muere en Pekín el 9 de septiembre de 1976. Ya desde 1965 se “constituye la línea de desarrollo alternativa al maoísmo, encarnada por Liu Shaoqui y Deng Xiapoing, entre otros” (Cornejo, 2001; 52) cuyas reformas implicaban apertura económica hacia el mundo capitalista. El nuevo régimen no relajó la pugna ideológica con la Unión Soviética, así el vinculo con la URSS continuó pasmado hasta finales de los años 1980. Al ocurrir la disolución de la Unión Soviética a finales de 1991 Rusia mantiene relaciones más cordiales con la RPC. La URSS colapsaba y China se mantenía como potencia comunista.

Conclusión El “matrimonio” entre los gobiernos de la URSS y China se reduce a seis años 19501956. Es probable que las diferencias de opinión e ideología, personalidades de los líderes y políticas jugaran un rol principal para explicar la ruptura, aunque creo que la multi-causalidad es más precisa para aclarar las razones del distanciamiento. La relación entre Mao y Stalin fue respetuosa pero antagónica. La ayuda del Komintern ruso culmina con el “comunismo al estilo chino”. Kruschev cree en el tránsito pacífico al socialismo, las tesis maoístas señalan que es imposible. Después de la muerte de Stalin se firman acuerdos de ayuda mutua (tecnología y armamento), pero las divergencias continuaron. 6 “En marzo de 1969, China tomó la decisión de lanzar un ataque armado, con unidades regulares del ejército, contra la guarnición soviética de la isla de Zhenbao, sobre el rio Ussuri, territorio en disputa fronteriza…. Las razones de esa decisión china, que provoco una seria crisis con la URSS, son todavía objeto de debate, y no existen elementos objetivos para identificar la verdadera causa de esa actitud” (Anguiano 2001, 237).

16


En 1960 después del retiro de técnicos soviéticos de China el conflicto se intensifica (1962-1963), sobre todo por: la crisis de Cuba (1962), los ataques chinos al acercamiento URSS-Yugoslavia (1962), la ayuda militar soviética a la India (1962) y la crítica china a los acuerdos de no proliferación de armas nucleares de Moscú (1963). La destitución de Kruschev en 1964 no cambió la situación. Fue mayúsculo durante la revolución cultural china, con enfrentamientos militares fronterizos (1960-1965), la retirada diplomática en 1967 y los choques de 1969 en Ussuri. La ruptura chino-soviética, dice Lüthi “fue uno de los eventos clave de la Guerra Fría, igual en importancia a la construcción del muro de Berlín, la crisis de los misiles cubanos, la segunda Guerra de Vietnam y el acercamiento chino-estadounidense… Al igual que un divorcio desagradable, dejó malos recuerdos y produjo mitos de la inocencia de ambos lados” (Lüthi; 2008).

Referencias: • Anguiano, Eugenio. (2001), “Diplomacia de La República Popular China.” In China Contemporánea: La Construcción de Un País (desde 1949), ed. Centro de Estudios de Asia y África Colegio de México, Programa de Estudios APEC. Mexico, 179–284. • ________. (2006), “La Política Exterior de China a Principios Del Siglo XXI.” In China En El Siglo XXI Economía, Politica Y Sociedad de Una Potencia Emergente, ed. Miguel Anguel Porrua Editores UAMI. México. • ________. (2012), “Seminario - Taller China: La Construcción de Una Sociedad Armoniosa Y El Ascenso de Una Potencia.” http://std.iiec.unam.mx/sites/std.iiec.unam. mx/files/video/S-T China 2 partes 11 09 12.ogg • ________. (2015), “China En El Mundo Del Siglo XX” ed. Centro de Estudios China México UNAM. : 28. • Bravo, José. (2005), “La Relación Sino-Rusa Desde Una Perspectiva Histórica.” México y la cuenca del pacífico 8(26): 152–65. • Cornejo, Romer. (2001), “China: Una Revisión de Cincuenta Años de Historia.” In China Contemporánea: La Construcción de Un País (desde 1949), ed. Centro de Estudios de Asia y África Colegio de México, Programa de Estudios APEC. México, 13–120.

17


• Deustcher, Isaac. (1974), Rusia, China Y Occidente. ed. S.A. Ediciones Era. México. • Hobsbawm, Eric. (1994). 3449 Historia Del Siglo XX. junio 2015. ed. Grijalbo Mondadori. Argentina. • Huon, Franklin W. (1976), Breve Historia de Comunismo Chino. ed. Fondo de Cultura Económica. México. • Lemoine, Francoise. (2007), La Economía China. ed. Alianza Editorial. • Lüthi, Lorenz M. (2008), The Sino-Soviet Split. ed. Princeton University Press. • Zedong, Mao. (1957),. Sobre El Tratamientto Correcto de Las Contradicciones En El Seno Del Pueblo. ed. Ediciones en lengua Extranjera. Pekin. • Zubok, Vladislav. (2007), A Failed Empire: The Soviet Union in the Cold War from Stalin to Gorbachev. ed. University of North Carolina Press. USA.

18


LA INDUSTRIA CULTURAL TELEVISIVA EN COREA Y MÉXICO: LA RELEVANCIA DE SU NARRATIVA CECILIA SANTAMARÍA CABELLO

El Hallyu u “Ola coreana” es un término que se refiere a la dispersión de la cultura surcoreana en diferentes países del mundo, principalmente a través de cierto tipo de productos de la industria del entretenimiento surgidos entre los años ochentas y noventas del siglo XX; ejemplo de esto es la música pop de algunas bandas, denominada “k-pop”, o en la industria televisiva las series llamadas “dramas” o “doramas”. Para la República de Corea, este fenómeno significa actualmente el ingreso de mil millones de dólares anuales en exportaciones de índole cultural1 y la presencia de sus productos en países como Vietnam, Japón, Taiwán, Las Filipinas, etc., “fungiendo como un código cultural de Asia en la actualidad.”2 Empero, también ha tenido éxito en otras partes del mundo como África, Medio Oriente, Estados Unidos y América Latina.3 En el caso mexicano, como ya lo estudiara la Dra. Nayelli López Rocha, el mayor consumo del Hallyu lo representan los dramas, no obstante: De igual forma se puede señalar que hoy en día el reconocimiento de otros productos coreanos que no están dentro del Hallyu pero que existen ya en el mercado mexicano como electrodomésticos, pantallas, teléfonos celulares, mp3, etc., son productos que se están reconociendo cada vez más por su origen y en algunos casos [...] los consumidores prefieren la adquisición de éstos, sobre productos de otras marcas por el simple hecho de ser coreanos como sus artistas favoritos.4 ¿Pero qué significa este creciente consumo de productos internacionales para el mercado en México? ¿Qué sucede con las ofertas nacionales de programas televisivos similares, como las telenovelas? ¿Cuál es el atractivo de estas producciones para el público mexicano? ¿Quiénes conforman este grupo? Muchas preguntas se pueden hacer a partir de lo lejos que ha llegado la influencia del Hallyu. En lo personal, me gustaría centrarme en estas emisiones particulares de la industria televisiva coreana porque me parece importante destacar las semejanzas y diferencias 1 López Rocha, Nayelli. Hallyu y su impacto en la sociedad mexicana, p. 580. La información está directamente tomada del siguiente artículo: Korean Wave Hallyu Abroad Waning, Kim, Sue-young (2008). Disponible en: <http://www.koreatimes. co.kr/www/news/special/2008/05/180_23641.html>. 2 Ibídem, p. 586. 3 Ibídem. 4 Ibidem, p. 593-594.

19


de la construcción narrativa entre ellas y las populares telenovelas que se producen en México, porque, aunque nos parezca un tema de poca relevancia o carente de seriedad, la importancia de estudiar estos fenómenos culturales recae en sus efectos a gran escala: no me refiero únicamente al impacto económico y las ganancias que representan para su país de origen, sino también, a la propagación de su cultura en el escenario mundial; baste como muestra la fuerza del Hallyu en la sociedad global contemporánea. Aunado a esto, encontramos también las repercusiones de la industria televisiva en la formación de las conductas sociales; como por ejemplo, los hábitos de consumo en la industria del entretenimiento: las nuevas generaciones están en la transición de un mayor consumo del entretenimiento en formato televisivo, propio de la generación sus padres, hacia el uso más frecuente del internet, incluso si se trata de los mismos contenidos. Por estas razones, preocuparnos desde las universidades por los contenidos que se exponen en la programación de las grandes cadenas o, más extensamente aún, que circulan en internet, es importante; y en la situación particular de México, es crucial comenzar a mejorar la calidad de éstos ya que nos encontramos en modelos estancados, poco creativos, además de lejanos a los intereses de las nuevas generaciones, que por lo mismo, acostumbran a su público a la baja expectativa y la actitud pasiva de recepción. Me parece que un buen método para comenzar a estudiar estos fenómenos desde sus contenidos y llegar a entender cómo pueden mejorar a través del análisis de su narrativa, porque como ya señalaba el teórico Roland Barthes el siglo pasado, todo fenómeno cultural puede ser interpretado como un texto5; es decir, como un conjunto comunicativo de significación que observa su propio lenguaje. Dicho esto, es necesario primero tener en cuenta el contexto de producción de este tipo de fenómenos culturales, para no aproximarse a ellos a través de prejuicios más de índole moral que seriamente propositivos. Es por este motivo que considero que la lectura de Umberto Eco, expresada en su escrito Cultura de masas y niveles de cultura6, acerca de la cultura de masas nos puede brindar un panorama más amplio acerca de este tema, pues compacta las diferentes opiniones varios pensadores del siglo XX, al mismo tiempo que presenta una nueva propuesta que se aleja de tomar partido para invitar a la reflexión y participación activa de los “hombres de cultura” en este tipo de manifestaciones. Para comenzar, Eco hace una breve exposición de las dos grandes posturas en las que se pueden dividir las opiniones de la crítica respecto al nacimiento de la cultura de masas. 5 Barthes, Roland (2011). Mitologías. México: Siglo XXI.

6 Eco, Umberto (1995). Cultura de masas y niveles de cultura en Apocalípticos e integrados. México:Tusquets, p. 49-82.

20


La primera de ellas se caracteriza por estar en contra de su propagación, calificándola como un conjunto de productos poco originales que hacen de la ley de oferta- demanda la medida de su relación con el consumidor. O, en otras palabras, cumplen la función de afirmar lo ya establecido política, social, económica y religiosamente por la cultura hegemónica; lo mismo que las costumbres y los valores culturales. Los mass media, inmersos en un circuito comercial, están sometidos a la “ley de oferta y demanda”. Dan pues al público únicamente lo que desea o, peor aún, siguiendo las leyes de una economía fundada en el consumo y sostenida por la acción persuasiva de la publicidad, sugieren al público lo que debe desear.7 Esta afirmación es una de las más recurrentes entre quienes se oponen a la existencia de la cultura de masas, cosa que, como consumidores de estos productos, debe preocuparnos. La simple repetición de los mismos esquemas difunde una cultura homogénea, de modo que, si un público es incapaz de reconocer o exigir mejores y diferentes contenidos, estará condenado a observar una y otra vez los mismos productos acartonados y una cultura que poco reconoce la diferencia. Esto es lo que se ha permitido suceda en las principales cadenas televisivas en México, como ya se había adelantado. Las telenovelas se muestran como un reciclado de fórmulas que necesariamente debe ser de esta manera para pertenecer al género. Propuestas originales han aparecido, como es el caso de la historia de la serie “Yo soy Betty, la fea”, novela colombiana (1999-2001), y su destino fue el mismo: la adaptación mexicana, gracias a las decisiones de su industria, terminó por convertirla en una parodia de sí misma. No obstante, existe una visión más positiva con la cultura de masas. Ésta, como expone Eco8, ve en la reproducción masiva, por un lado, el aumento en la cantidad de información, así como en su difusión y mayor facilidad para acceder a ella. Por otro, se muestra más amable con sus receptores, ya que, quienes comparten esta postura, consideran que los consumidores también pueden ser personas críticas de los contenidos, no toda relación con la cultura de masas debe ser pasiva. Debido a la última afirmación podemos darnos cuenta de que la postura más negativa enuncia sus críticas desde una posición aristócrata distanciada de la cultura popular, cuya presencia en los medios de comunicación masiva es más común. Ciertamente, en las muestras televisivas objeto de nuestro estudio, la presencia de la 7 Véase: Ibídem, p. 53-60. En estas páginas, Eco hace un detallado recuento de los críticos que estuvieron en contra de la cultura de masas y elabora un listado con las principales ideas que comparten. Adorno o Arthur Schlesinger Jr. son algunos de ellos. 8 Ibídem, p. 60-65. Algunos autores mencionados en el texto del italiano son Bernard Rosenberg, Edward Shils, Eric Larrabee, etc.

21


cultura popular domina los contenidos y dicta las reglas de producción. Sin embargo, es necesario tomar en cuenta las siguientes aclaraciones: las reflexiones de Eco parten de la idea de que al momento de clasificar los productos culturales en general, es posible dividirlos en tres “niveles”, identificados como high, middle y low, cuyas fronteras están marcadas con base en una combinación de factores―aunque poco definidos por el autor―; por ejemplo, el grupo social que las genera, el sector poblacional que las consume y su distribución a través de los medios de comunicación masiva. Empero, cabe señalar que dichos niveles no corresponden a clases sociales ni a grados de complejidad, y mucho menos coinciden con una escala de validez estética, ya que “pueden darse productos low brow, destinados a ser apreciados por un vastísimo público, que presentan características de originalidad estructural, capacidad de superar los límites impuestos por el circuito de producción y consumo en que están inmersos, que nos permiten juzgarlos como obras de arte dotadas de absoluta validez”.9 Por tanto, cuando hablamos de cultura de masas o de contenidos de índole popular, no estamos colocando estas categorías bajo una valoración estética negativa. Simplemente responden al nivel tan grande de especificidad que el conocimiento del mundo ha generado hoy en día. Lo importante será entonces plantear el problema de su aproximación al público y ponerlo en el plano del derecho Porque únicamente si en el campo del derecho se nos encamina a entender la diferenciación de los niveles como diferenciación puramente circunstancial de las solicitudes (y no de los solicitantes), se podrán producir a los diversos niveles obras que contengan, en el ámbito de estilo preseleccionado, un sazonamiento culturalmente creador.10 Esto quiere decir que la diferencia sustancial entre quienes se aproximan a uno u otro nivel, tiene mayor relación con el nivel de cultura especializada que una persona requiere para apreciarlas en su nivel de producción, más que con el derecho de los individuos a consumir cualquier tipo de producto, sea low, middle o high brow. Aun así, es importante situarnos en la realidad para distinguir qué cosas se le pueden pedir a estos programas considerando su finalidad de entretenimiento, los medios en los que se conciben, las circunstancias de su público y no esperar de ellos el rompimiento 9 Ibídem, p. 71-72. 10 Ibídem, p. 74.

22


de otras manifestaciones culturales como las vanguardias o la poesía de Lorca. Por ello considero apropiado que los términos que Eco utiliza se encuentren en el campo semántico de las relaciones de mercado, pues afirma que en nuestros días ya no es posible generar cultura que no esté inmersa en la dinámica de compra-venta, debido a que los grandes esquemas sociales rebasan las circunstancias particulares del individuo creador. Sin embargo, la propuesta del estudioso que surge de la lectura de ese par de propuestas antagónicas y de la clasificación de los productos culturales es que tanto la postura de los apologistas como la de quienes critican negativamente la cultura de masas se están aproximando a ella desde la pregunta incorrecta: la base para realizar una crítica constructiva no parte de pensar si la cultura de masas es “buena” o “mala” en términos de la moral sino, “Desde el momento en que la presente situación de una sociedad industrial convierte en ineliminable aquel tipo de relación comunicativa [...], ¿qué acción cultural es posible para hacer que estos medios de masa puedan ser vehículo de valores culturales?”.11 El punto de partida es reconocer que uno de los principales problemas de esta industria es que se encuentra bajo el control de grupos económicos con finalidades de lucro, aliados a canales de distribución que se centran únicamente en aquellos productos de fácil salida comercial. Esto claramente resulta en la baja, si no es que nula, intervención de “hombres de cultura” (en términos del italiano) en la elaboración de los contenidos distribuidos masivamente a la población, tanto por la desconfianza que este grupo ha mostrado hacia la cultura de masas como por la inaccesibilidad de dichos grupos comerciales. Para comenzar esa aproximación destaquemos las diferencias que existen entre la narrativa de los “doramas” coreanos y las de las telenovelas en México, pues son una muestra significativa de gran consumo tanto en los mercados de sus propios países como en los mundiales. Además, este pequeño ejercicio nos ayudará a comprender por qué los primeros son tan atractivos para su audiencia mexicana, pues como ya lo planteaba la Dra. López Rocha en su investigación, el público mexicano ha caracterizado los productos de la industria coreana como “de buena calidad que ofrecen historias muy peculiares e interesantes”12porque presentan una serie de elementos que raras veces encontramos en los formatos similares que guardan las telenovelas de nuestro país. Su comparación me parece pertinente porque comparten un modelo similar13 de estructuración en capítulos y una historia principal a la que se suman otras historias secundarias; además de otras características que se desarrollarán a continuación. 11 Ibídem, p. 66. 12 López Rocha, Op. cit., p. 596. 13 Otros formatos o géneros televisivos, como los pertenecientes al formato de reality show comprenden otras características argumentales que salen de los propósitos de esta investigación.

23


De acuerdo con la teoría del estructuralismo literario desarrollada en el siglo XX por pensadores como Vladimir Propp o Roland Barthes, la estructura narrativa de cualquier texto constituye su esqueleto, y por tanto es necesario comenzar el análisis desde allí. Lo primero que salta a la vista es que se refieren a las historias o argumentos de las series. En México, es probable que nos encontremos con una progresión de fórmulas que se repiten hasta agotarse para armar el argumento; por poner algunos ejemplos: tenemos los hijos que fueron abandonados o perdidos poco después de su nacimiento pero regresan a la familia para reclamar su lugar en ella, o la figura de los gemelos en la que uno es moralmente “bueno” en contraste con el hermano “malvado”. A estas construcciones en teoría literaria se les nombra como tópicos y motivos14, un tipo de estructuras literarias mínimas abstraíbles de sus situaciones particulares; es decir, unidades pequeñas que fácilmente puede reproducirse en otros contextos por medio de construcciones idénticas. Éstos cobran otra dimensión dependiendo del resto de las unidades narrativas a su alrededor. Para ilustrarlo mejor tomemos como ejemplo la figura de la pareja sentimental la cual se conforma por dos individuos de clases sociales diferentes, y que está presente en un sinnúmero de emisiones de este estilo. El interés de estos tópicos y motivos reside en las complicaciones específicas que esta pareja deberá enfrentar. Un gran problema con la frecuente aparición de estos esquemas es que pueden estar relacionados con la noción negativa que ya apuntaban algunos críticos contra la cultura de masa: la continua reafirmación de los sistemas hegemónicos. “Los mass media tienden a imponer símbolos y mitos de fácil universalidad, creando “tipos” reconocibles de inmediato, y con ello reducen al mínimo la individualidad y la concreción de nuestras experiencias y de nuestras imágenes, a través de las cuales deberíamos realizar experiencias.”15 En las series coreanas también encontramos estos tópicos, pero, en contraste, se disimulan mejor bajo la presencia de una historia principal original o de otras líneas argumentales desarrolladas paralelamente que, aunque de menor importancia, aportan algo relevante a la historia principal.16 La eficacia de esta construcción está relacionada directamente con otra característica atrayente para el público mexicano: la brevedad de las series; es decir, el limitado número de episodios que poseen para extender el contenido. Esta característica, de hecho, repre14 Véase: Beristáin, Helena. Diccionario de métrica y retórica, p. 350-351. La definición de “motivo” recibe una explicación con mayores referencias hacia la teoría literaria. 15 Eco, Op. cit., p.58. 16 Este fenómeno bien puede ejemplificarse con el argumento de la miniserie It´s ok, that´s love (2014) en la que la pareja principal está conformada por una psiquiatra (Kong Hyo-Jin) y un escritor (Jo In-Seong), y las historias secundarias las conforman personas que pertenecen a sus ámbitos profesionales y no se reducen simplemente a sus familiares. Otro aspecto que va relacionado a esto y da credibilidad a la historia es que se muestran situaciones concretas de trabajo; mientras que en las telenovelas mexicanas, muchas se desarrollan alrededor de empresarios, pero nunca se les muestra en actividades específicas de participación, lo cual hace tambalear el pacto de verosimilitud con el lector.

24


senta una ventaja para los escritores o directores, pues los limita a incluir información absolutamente necesaria para el desarrollo de la historia; o en otras palabras, se incluyen las secuencias, líneas argumentales, escenas que ayudarán a finalizar la historia principal del modo planeado o aquellas secundarias que agregarán profundidad a la misma. No hay espacio para cabos sueltos. Cosa que no sucede con la mayoría de las producciones mexicanas porque el mercado nacional promueve el prolongamiento de las historias en formatos extensos de más de cien capítulos. Esto provoca que deban multiplicarse los nudos argumentales alrededor de la historia principal, lo que puede derivar varios escenarios, como pueden ser el exceso de complicaciones para los protagonistas o que la diferencia entre la historia principal y las secundarias se vea afectada17. Me parece que, por los puntos arriba expuestos, comparativamente, la calidad de la narrativa en algunos de los programas televisivos coreanos actuales es mejor que su contraparte mexicana; por lo que, es posible afirmar que en Corea los escritores o directores han prestado mayor atención a la construcción y desarrollo narrativos de las historias que se presentan en sus programas; mientras que en la televisión mexicana, al menos en los canales más populares (el 2, Canal de las estrellas y el 13, TV Azteca), las fórmulas se han ido repitiendo hasta tal extremo que su audiencia puede, con facilidad, prever el camino que seguirá la historia. Sin embargo, es necesario matizar esta afirmación, porque, como cualquier fenómeno de masas, la oferta es tan grande que existen también muchos ejemplos de historias mal desarrolladas, repetición de fórmulas, malas actuaciones o programas que confían a la popularidad de sus actores el éxito de su recepción. Pero, como ya lo señaló Eco, el objetivo de este trabajo no recae en juzgar qué contenidos son buenos o malos en sentido moral, porque cada sociedad elabora sus productos culturales de acuerdo a sus propios valores y características; pero sí trata de comenzar a elaborar un análisis más serio de los mismos. Las semejanzas y diferencias que aquí se resaltaron son un primer paso para entender por qué algunos contenidos son mejores que otros a nivel narrativo, con la finalidad de solucionar problemas de desarrollo argumental en primera instancia. El segundo objetivo, derivado de lo anterior, consiste en tratar de sentar algunas bases que promuevan una mayor participación de los hombres de cultura en su elaboración; 17 Un ejemplo muy claro de estos problemas se ve en la serie estadounidense Gossip Girl (2007-2012) en cuya trama los intereses amorosos superaron al número de personajes, haciendo de las combinaciones cada vez menos justificables.

25


especialmente debido al distanciamiento de las expresiones de la cultura de masa de quienes desconfían de su capacidad creativa o crítica. Éstas también pueden hacer crítica de sí mismas al desconfiar también del estado actual de su mercado y cambiar la situación. Lo cierto es que, aunque Eco no lo mencione, también la audiencia debería jugar un papel más activo por su importancia en la mejora de estos programas. Esto implica que si el público se vuelve consciente de que no por ser expresiones de low brow los programas en televisión deben corresponder a la pobreza estética, carecer de originalidad o perpetuar la tradición del género. De ahí la propuesta de comparar formatos similares en diferentes países, para darnos cuenta de que existen otras posibilidades, mejor llevadas a cabo, sin perder las bases. Si nos damos cuenta de la necesidad de contenidos de buena calidad y nos aficionamos a ellos, podremos entonces acabar con el mercado de la mediocridad en el que vivimos ahora. Las ofertas deberían mejorar si se dejan de consumir los malos productos; ése sea tal vez el mayor reto de todos.

Referencias: • BARTHES, Roland (2011). Mitologías. México: Siglo XXI. • BERISTÁIN, Helena (2010). Diccionario de retórica y poética. México: Porrúa. • ECO, Umberto (1995). Cultura de masas y niveles de cultura en Apocalípticos e integrados. México:Tusquets, p. 49-82. • LÓPEZ Rocha, Nayelli. Cultura y cultura pop en Corea en Diplomado en estudios sobre Asia, SUEA-UNAM. (Consultado el 27 de agosto de 2015), disponible en: <http:// adeaunam.wix.com/deaunam#!bibliografa-mdulo-i/chs8>. • LÓPEZ Rocha, Nayelli (2012). Hallyu y su impacto en la sociedad mexicana en Estudios Hispánicos, Vol. 64, Seúl: Asociación Coreana de Hispanistas, p. 579-598.

26


LA GUERRA DE COREA A TRAVÉS DE LA ENSEÑANZA EN LA UNAM: UNA EXPERIENCIA PERSONAL JORGE RAÚL SUÁREZ CAMPERO

La Guerra de Corea no tiene mayor discusión. El conflicto se explica por la lógica de la Guerra Fría.1 En México y el mundo, muchos estudiosos no debaten esta visión. Ante este escenario, ¿qué importancia tiene discutir si fue una conflagración civil o internacional? Esta respuesta tiene múltiples aristas, este texto se concentrará en la trascendencia que tiene para la docencia e investigación en nuestro país. No sólo en el imaginario colectivo hay ideas imprecisas (o no profundamente discutidas) sobre la Guerra de Corea, también las hay en la mente de los universitarios,2 fruto de la diseminación de esas ideas debido a la docencia. Esto representa un problema para nuestra Universidad y para los renacientes estudios asiáticos en ella, pues el conocimiento que se pueda generar en la UNAM sobre la división, guerra o posible unificación de Corea será viciado por distorsiones históricas de origen. Para ilustrar lo expuesto, este trabajo describirá – usando como ejemplo la formación académica en Relaciones Internacionales del autor – las explicaciones clásicas de la Guerra de Corea, seguirá un señalamiento de las inconsistencias históricas encontradas, para finalmente revisar los argumentos de la visión ecléctica. Se resalta que el presente texto no proporcionará información de vanguardia, es sólo una revisión de los argumentos más representativos que han tratado de explicar la Guerra de Corea. La intención, además de recopilar y discutir algo de ese conocimiento, es poner el debate de la Guerra de Corea en el centro de la academia de la UNAM.

I Como se estableció en la introducción, se tiene una idea ya construida de la Guerra de Corea. Gran testimonio de la diseminación de esta visión es la bibliografía utilizada para la formación media superior e incluso universitaria de muchos alumnos (incluido el autor). Razón de ello, para ejemplificar este punto, se revisarán algunos documentos que fueron parte los programas estudiados.

1 En esta visión clásica dos potencias, la Unión Soviética y Estados Unidos dividen a Corea debido a sus intereses geopolíticos e ideológicos; además, los socialistas fueron los que no respetaron las fronteras internacionales en búsqueda de la expansión de su hegemonía política e ideológica. 2 Estudiantes, egresados y académicos.

27


El libro Historia Universal, base del curso homónimo del bachillerato de la UNAM, establece a la Guerra Fría como la ”bipolarización del destino del mundo en torno a la lucha hegemónica establecida entre Estados Unidos (EEUU) y la Unión Soviética (URSS) para establecerse zonas de influencia política y militar […] ”.3 Asimismo, los autores establecen que las pugnas ideológicas y económicas que el conflicto representaba eran de menor importancia frente a los “intereses de dominación hegemónica de una a otra potencia mundial sobre la mayor parte del mundo”.4 Sobre la Guerra de Corea se lee que la península se dividió en dos zonas de ocupación, una estadounidense y otra soviética. Después – tras narrar la formación de dos Estados, el retiro de tropas extranjeras y enfrentamientos armados en la línea divisoria – se describen de las acciones de guerra, destacando aquellas que motivaron a Estados Unidos y a China a intervenir. Se menciona la firma de un armisticio, que restableció las circunstancias antebellum.5 Al ser información propia de un curso general de historia en bachillerato se podría pensar que las lagunas de información son naturales; sin embargo, los materiales que se revisan en la formación universitaria en Relaciones Internacionales6 – que se pensaría las llenasen –, son, asimismo, sesgados. El capítulo “El dilema de la contención: la Guerra de Corea” del libro de La diplomacia, de Henry Kissinger, fue el texto base usado para entender este conflicto en el curso de Política Internacional Contemporánea. Este autor, si bien ofrece un análisis más detallado del problema7 no se aleja de los planteamientos de la visión clásica de la guerra, ya que, establece que Corea del Norte fue el agresor,8 y argumenta que Truman evaluó la entrada estadounidense en virtud de la violación de fronteras internacionalmente reconocidas y como respuesta a una expansión comunista en amenaza (general) al mundo libre, y (en particular) en el Este de Asia frente a Japón.9 A pesar de ello, hay que mencionar que hace un examen hasta cierto punto crítico de la política de contención estadounidense, pues uno de sus supuestos básicos en el capítulo fue la amenaza monolítica global de los comunistas; mal concepción (y error de cálculo), de acuerdo a Kissinger, en la cual Truman determinó la participación de Estados Unidos en la guerra y llevó a la guerra a un estancamiento.10 Del texto anteriormente mencionado se podría entender que no se haya discutido lo suficiente sobre los factores internos de Corea, pues no es uno especializado en estudios asiáticos. La materia de Asia y Pacífico, en el diseño del mapa curricular que se cursó, fue la indicada para entender esos procesos. La bibliografía consultada para entender esta cuestión fue The Asian Pacific: Political and Economic Development in a Global Context de Vera Simone. La autora parte de que los coreanos se consideran a sí mismos un pueblo único cuyo origen es antiguo, consecuentemente, este sentido de identidad 3 José Gómez, et al., Historia Universal, México, Pearson Educación, 2004, 7ª edición, p. 306. 4 Ibídem, pág. 310. 5 Ibídem, págs. 311-312. 6 Bajo el plan de estudios 2008 de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la UNAM. 7 Empero mantiene su foco en las políticas y decisiones estadounidenses. 8 Henry Kissinger (2010), La diplomacia, México, Fondo de Cultura Económica, 2ª edición, p. 461. 9 Ibídem, pág. 464. 10 Ibídem, págs. 465-466.

28


se ha fortalecido con las ocupaciones extranjeras en Corea.11 En la coyuntura de la dominación japonesa, se establece que los nacionalistas exiliados encontraron una unión efímera en el Gobierno Provisional de Shanghái, pero se dividieron rápidamente debido a diferencias ideológicas.12 A pesar esta división (interna y externa), cerca del final de la Segunda Guerra Mundial, algunas facciones se unieron para formar comités locales de gobierno y proclamaron la independencia de la República Popular de Corea.13 EEUU no reconoció a los comités, en su lugar estableció un gobierno militar y Syngman Rhee obtuvo la victoria sobre nacionalistas en el liderazgo por crear un gobierno civil en el sur; la URSS respetó los comités locales, pero a la llegada de los guerrilleros anti japoneses de Manchuria, su apoyo se inclinó hacia ellos, especialmente a Kim Ilsung.14 Las potencias consensuaron crear un sólo gobierno independiente, pero no se concretó por pugnas sobre qué grupos políticos iban a ser considerados para ese proceso. Por lo tanto, ambas zonas cortaron enlaces políticos y se fueron separando cada vez más, perfilando la creación de dos nuevos Estados, sobre todo con la activa militarización, reformas de naturaleza económica distinta y la consolidación de los líderes (Kim y Rhee) que polarizaban la política reduciendo la influencia de los políticos moderados.15 Ante un nulo progreso en la negociación, Estados Unidos llevó el caso a la ONU, hecho que desembocó en la creación de los dos Estados. Ambas repúblicas no entendieron la división como permanente, planeaban la unificación anexando a la otra parte.16 En los años previos a la guerra la retórica belicista y amenazas fue constante en ambos lados y las fuerzas militares de ambos estados fueron fortalecidas con la asistencia de las potencias, prueba de ello fueron las constantes escaramuzas en la línea del paralelo 38.17 Las acciones militares a gran escala comenzaron en junio de 1950. Un hecho interesante que establece la autora es quién haya iniciado la guerra y hasta qué grado las potencias fueron determinantes es algo aún en debate; siguiendo ese mismo argumento, afirma que una de las hipótesis es la posibilidad de una guerra civil, iniciada por coreanos y a la cual las potencias fueron arrastradas por sus mutuas desconfianzas.18 Por el resto de la información, describe como se desarrolló la guerra, hechos que, en lo general, delinean las referencias anteriormente citadas.

II Los vacíos de información en la fuente de Historia Universal hacen pensar que todo lo acontecido (o en palabras de los autores, el destino) en el mundo durante la Guerra Fría dependió del balance de poder derivado de la lucha hegemónica entre Moscú y Washing11 Vera Simone (2001), The Asian Pacific: Political and Economic Development in a Global Context Estados Unidos, Addison Wesley Longman, 2ª edición, p. 315. 12 Loc. cit. 13 No confundir con la República Democrática Popular de Corea, creada posteriormente en 1948. 14 Ibídem, pág. 316. 15 Loc. cit. 16 Ibídem, pág. 317. 17 Loc. cit. 18Loc. cit.

29


ton. Esta idea se complementa con lo escrito de las dos zonas de ocupación, las cuales se mencionan, pero no se explican para qué fueron. Esto – se puede considerar – invita a los alumnos a deducir que las potencias tuvieron intereses inescrupulosos que, para evitar una guerra total, llevan sus pugnas a países ajenos; uno de esos escenarios fue Corea y las consecuencias de esta injerencia, guerra y división, fueron absolutamente culpa de la bipolaridad. El texto de La diplomacia, que no rompe con esta visión de la lucha hegemónica del mundo, es un buen testimonio del pensamiento del establishment estadounidense. A pesar de que critica la visión global monolítica del comunismo que tenía Truman, no explica quién, ni porque, menos para qué se desencadenó la guerra. Se dan pinceladas tenues indicando que la Moscú tuvo pocas intenciones en atacar y que el plan fue fundamentalmente de Pyongyang apoyado por Beijing;sin embargo,19 esas lagunas propician concluir que eran parte de una expansión global del comunismo, no necesariamente producto de tensiones internas, mismas que nunca son mencionadas.20 La lectura Kissinger de guerra internacional e ideologizada se evidencia en su argumento que era una guerra en la cual Estados Unidos intervenían por la violación de fronteras internacionalmente reconocidas en defensa del mundo libre y democrático. Sobre el apartado del libro de Vera Simone se pueden debatir algunos aspectos. Primeramente, acerca de la naturaleza indivisible de la identidad coreana y el periodo colonial que se expone como un factor que fortaleció la misma. Con relación en ello, hay un vacío total de esa parte de la historia coreana.21 A pesar de tener un estudio un poco más detallado de los conflictos internos, mantiene una visión donde prima lo internacional pues establece –dentro de la única mención a Corea en el capítulo de los nacionalismos en Asia—que el establecimiento de las dos zonas de ocupación por las potencias en Corea fue la base para los gobiernos militaristas escindidos y la posterior formación de dos Estados independientes, con ello restando trascendencia a lo acontecido anteriormente a 1945 y lo posteriormente sucedido dentro de la península.22 Asimismo, resalta la mención de que Syngman Rhee ganase (sin apoyos, tampoco se dice cómo) el liderazgo en el sur y cómo se infiere que Kim Ilsung consolidó el suyo en el norte bajo el patrocinio de Moscú. Finalmente, se delinea tenuemente la hipótesis de la guerra civil, pero sólo se afirma como tal debido a que se inició por coreanos, pero no establece las motivaciones; ante ello, con la información proporcionada, sólo se deduce se desencadenó por diferencias ideológicas y políticas. 19 H. Kissinger, op. cit., pág. 471. 20 Por ejemplo, sólo se menciona a un solo líder coreano un par de veces, Kim Ilsung. 21 Esa ausencia llama la atención en un libro que dedica todo un capítulo a las respuestas nacionalistas en Asia frente al colonialismo, fundamentalmente europeo. 22 V. Simone, op. cit., pág. 107.

30


III El tema de la Guerra de Corea también se ha estudiado desde perspectivas más integrales, que tratan de analizar más factores, sobre todo los internos. Sus hallazgos han concluido que la bipolaridad fue substancial, más no determinante en la división y guerra, ya que se establece que fue fundamentalmente una guerra civil con complementos internacionales. Se describirán los principales argumentos, tratando de llenar los vacíos dejados por las fuentes estudiadas anteriormente. Primeramente, la idea de una sola nación coreana indivisible la pone en duda Alfredo Romero. La población coreana ha mantenido rasgos étnicos compartidos (no necesariamente homogeneidad), pero ha tenido una historia de secesiones y unificaciones constantes.23 Asimismo, su sociedad durante las diferentes dinastías tuvo una marcada división entre los clanes aristocráticos; así como éstos escindidos del resto de la sociedad, campesinos empobrecidos. Esta nación, bastante endeble en su cohesión, evitó una respuesta coordinada ante el colonialismo, hecho que impidió su modernización, fortalecimiento y el mantenimiento de su soberanía.24 Esas primeras divisiones se acrecentaron con el periodo colonial, he ahí la razón importante de su estudio (enseñanza también), totalmente ignorado en la bibliografía revisada. Los japoneses no solamente ejercieron control bajo métodos coercitivos y los coreanos no siempre resistieron unánimemente el embate a su identidad, como lo describe la historia oficial coreana. Tras el movimiento Samil25 de 1919, la política colonial japonesa cambió sustancialmente de un control absoluto a la apertura de espacios y oportunidades de expresión y colaboración para los coreanos.26 Esta política27 escindió la opinión y acción de los coreanos. Durante este periodo, las distintas visiones así como proyectos nacionales se dividieron en varias facciones (cada una interpretaba de manera distinta el control nipón, como oportunidad o resistencia),28 haciendo imposible la formación de un frente unido contra los japoneses.29 Ante la represión del gobierno colonial sobre los miembros del Samil, varios de sus miembros, fundamentalmente de la antigua aristocracia,30 partieron al exilio a China o Estados Unidos.31 Al interior, la entonces nueva política colonial permitió la creación de varias asociaciones. Empero, la diversidad de visiones dentro de éstas las llevó al fracaso. Gran parte del grupo aristocrático, altamente educado, tenía visiones gradualistas, consecuencia de la pasividad japonesa frente a muchos de sus privilegios y de los beneficios que tuvo la expansión económica en la creación de empresas de capital coreano.32 Muchos otros se fueron asimilando completamente a los discursos coloniales que clamaban el destino común de coreanos y japoneses, resultando defensores del régimen. 23 Alfredo Romero (1996), Corea: ¿Una nación entre dos Estados?, Asia y África en la historia, México, Universidad Autónoma Metropolitana, págs. 390-391. 24 Ibídem, pág. 400. 25 Primer movimiento nacionalista coreano frente a la dominación japonesa. Grupos religiosos y estudiantes redactaron y dieron lectura – aprovechando las exequias del último rey de la dinastía Choson (Kojong) — a una declaración de independencia. Es llamado así por realizarse en marzo (tercer mes del año, Sam en Coreano) primero (il). 26 Michael Robinson, Korea’s Twentieth century Odyssey, Estados Unidos, University of Hawaii Press, 2007, pág. 49. 27 Basada en el adagio “divide et impera”, la denominada política cultural. 28 Bruce Cumings, Korea’s Place in the Sun, Estados Unidos, Norton, 1997, 1a edición, p. 154. 29 Alfredo Romero, De Choson a Chosen, Historia Mínima de Corea, México, El Colegio de México, 2009, págs. 112-113. 30 En la dinastía Choson el grupo aristocrático terrateniente eran los Yangban. 31 Entre ellos estuvo Syngman Rhee, que fue uno de los fundadores del Gobierno Provisional de Shanghái 32 Muchas de ellas vigentes hoy en día, por ejemplo las tiendas departamentales Shinsegae. Confer. M. Robinson, op. cit., pág. 81.

31


Contrastando con esta situación, la gran mayoría de los campesinos coreanos no mostraron mejora sustancial de sus condiciones económicas, políticas o educativas. Contrario a su causa, a partir de la década de los treinta numerosos fueron forzados a emigrar de su lugar de origen hacia las fábricas en Japón o Manchuria, debido a la pujanza del militarismo japonés y su expansión en Asia. Ante esta coyuntura, grupos inspirados en la Revolución de 1917 vieron en el socialismo una salida posible ante las agresiones y contradicciones del imperialismo japonés;33 sin embargo, este grupo tampoco fue homogéneo, un sector educado e inspirado, paradójicamente, del flujo de ideas socialistas de Japón, comenzó la organización política socialista en Corea, resultando ampliamente perseguida o censurada. Otro sector menos educado y proveniente del campesinado manifestó su resistencia anti imperialista por medio de la guerrilla, exiliándose en el Norte de Corea y Manchuria34 y siendo víctima de expediciones punitivas extremadamente violentas, perpetuadas por manos coreanas.35 Con base en estos hechos, hay interpretaciones que sustentan la guerra comenzó desde 1931 - 1932.36 Es precisamente debido a estas contradicciones, no sólo políticas, sino también sociales – de grupos beneficiados versus perjudicados, represión, inequitativa distribución de la riqueza, migraciones forzadas, rencores y alta explotación laboral — que se perfilaron tensiones internas37 las cuales explotaron cuando el control colonial se eliminó súbitamente, consecuencia de la derrota japonesa. Estas tensiones se acrecentaron con la entrada de las potencias.38 Las ocupaciones influyeron en la polarización de los grupos, pero no determinaron su ruptura. EEUU, con plena ignorancia del pasado reciente y realidad coreana,39 impuso un control militar, reprimiendo las organizaciones de autogobierno (como consecuencia, hubo revueltas o guerrillas), bajo la sospecha de que eran comunistas, auspiciadas por la URSS.40 Contrario a lo que afirma Simone. Syngman Rhee no ganó su liderazgo en el sur; su regreso a Corea fue patrocinado por el avión personal de Douglas Mac Arthur,41 hecho que demuestra el apoyo estadounidense, 33 Ibídem, pág. 69. 34 Entre sus filas destacó Kim Ilsung. 35 Si bien los mandos altos del ejército contra guerrillero eran japoneses, medios mandos y tropa de esas unidades eran étnicamente coreanos; testimonios indican que sus tácticas eran, incluso, más represivas que las de los mismos japoneses. Muchos de esos militares fueron posteriormente parte del ejército de Corea del Sur durante y después de la Guerra de Corea. Confer Bruce Cumings (2010), The Korean War, Estados Unidos, Modern Library, pág. 4951 36 Ibídem, pág. 44. 37 Bruce Cumings denomina este proceso como olla de presión. Confer. B. Cumings, op. cit., p. 174-183 38 Si bien se pueden esgrimir aseveraciones que apoyen la tesis imperialista sobre la división coreana, pues desde las conferencias previas a la finalización de la guerra (desde el Cairo hasta Postdam) se negociaba (sin presencia de coreanos o sin tomar en cuenta su voz) un cuasi protectorado de varios países (como parte del desmembramiento del imperio japonés, para preparar a su ex colonia para la independencia in due curse), no explica del todo por qué sólo fueron dos países los que entraron a Corea y uno de ellos fue la URSS. La razón fue que, debido a la muy costosa victoria sobre el ejército japonés en Okinawa, el asalto sobre las principales islas japonesas (para ese entonces, la bomba atómica estaba en proceso) no se vislumbraba como una empresa fácil. Por eso se pactó que los soviéticos entrarían en guerra contra Japón y se ocuparan de combatirlos en China, Manchuria y Corea, mientras los estadounidenses invadirían el archipiélago. Horas antes de que se lanzaran las bombas atómicas, el Ejército Rojo entró desde la frontera soviética hacia Corea, como se revisó, cumpliendo parte de lo planeado conjuntamente con EEUU, no por fines expansionistas del comunismo. Puntualizando, la entrada de las potencias no se debió completamente al imperialismo o a las “conspiraciones” comunistas. Posteriormente, la ocupación se encargó de vigilar la rendición japonesa. 39 Un ejemplo de ello es la llegada del primer general estadounidense a Corea, John Hodge, el cual pisó la península sin especialistas, sin conocimiento del contexto histórico ni traductores. Confer M. Robinson, op. cit., pág. 105. 40 La totalidad de esos movimientos no tenían inspiraciones comunistas, sólo eran un reflejo del descontento social de la colonia, cuyas estructuras de dominación y explotación no fueron reformadas o eliminadas por los estadounidenses, al contrario, se mantuvieron. 41 B. Cumings, op. cit., p. 106.

32


no siempre bajo métodos democráticos, para que Rhee consolidara su dominio en el Sur. En el Norte no hubo una injerencia tan tajante, la URSS respetó las organizaciones; sin embargo, se toleraron represiones de los comunistas coreanos que castigaron colaboracionistas, estatizaron tierras y compitieron por el control de la zona norte, donde Kim Ilsung, sin ser un títere o el favorito de Moscú, se erigió como el líder, en virtud de sus credenciales guerrilleras y su habilidad política.42 Después de la consolidación de ambos Estados, los enfrentamientos en la zona fronteriza fueron demasiados.43 Estas actitudes, junto con una retórica belicista de Kim y Rhee, hicieron pensar a ambos en la posibilidad de un ataque. Tras declaraciones de Dean Acheson, donde deja fuera a Corea del Sur en las prioridades de seguridad de Estados Unidos, la victoria –sin injerencias internacionales—en la victoria comunista china, Kim Ilsung inició gestiones con Moscú y Pekín para desplegar una ofensiva.44 Las motivaciones de Kim, lejos de una expansión de la revolución proletaria, eran más propias de un movimiento nacionalista que buscaba la unificación de su país por la vía armada, utilizando las fricciones bipolares e interpolares (ya había indicios de la rivalidad sinosoviética, misma que Kim explotó desde entonces) para su beneficio. Syngman Rhee no se quedó atrás, intentó, por los medios que pudo, obtener el apoyo material de EEUU para atacar; sin embargo este país se negó, pues pensaba que, de proporcionarlos, desataría una invasión y esto llevaría a una guerra total inevitable y catastrófica contra los socialistas. La historia considera que el 25 de junio de 1950 Pyongyang inició el conflicto al cruzar fronteras internacionalmente reconocidas. Empero, pocos argumentan, entre ellos Cumings, que en las guerras civiles no inician, llegan y se originan por múltiples causas, de tal modo que todos pueden ser culpables de la ignición bélica.45 En este caso, esas fronteras eran reconocidas por potencias ajenas, cuando para los coreanos era sólo un recordatorio de la fractura a ambos lados que ambos líderes deseaban eliminar, no importase si era por las armas. A la fecha, las Coreas, los principales implicados en esta cuestión, no reconocen esos límites internacionales como permanentes; la guerra así como división siguen en curso.

IV A lo largo de este texto se han ofrecido evidencias suficientes para sostener que la división de Corea no empezó en 1945, ni que la contienda fue de agresión internacional, motivada exclusivamente por las rivalidades de la Guerra Fría; sino fue una guerra civil, iniciada, incluso (de acuerdo a algunas interpretaciones) antes de 1950, originada por las 42 Lankov. Andrei (2015), The Real North Korea, Estados Unidos, Oxford University Press, pág. 68. 43 En 1949 hubieron aproximadamente seis meses de constantes enfrentamientos. Confer B. Cumings, op. cit., pág. 141. 44 Aun no es claro si la ofensiva apoyada por Stalin era de una invasión total, parcial o simplemente un ataque. Confer Ibídem., págs. 144-145. Mucha de esta información se podría saber si se desclasificaran más archivos de la antigua URSS. 45 B. Cumings, op. cit., pág. 238.

33


fricciones así como dinámicas internas y que continúa hasta nuestros días. Esta visión, más ecléctica, resta protagonismo a los factores internacionales y vira la mirada hacia los coreanos, que, lejos de ser actores pasivos, se convierten en grandes, no totales, responsables de la división de su país. A pesar de esto, se debe resaltar, el debate sigue en pie. Hay amplios sectores académicos que no reconocen las aportaciones de la visión ecléctica y siguen empleando sin discusión explicaciones propias de una era histórica ya terminada, la Guerra Fría. Por otro lado, esta visión, a pesar de basarse en muchas más variables, no es un capítulo terminado de la historia coreana. Por un lado, las investigaciones están en progreso, ya que se sabe menos de lo que se ignora; por ello se requiere un impulso a las indagaciones y a los debates, fundamentados, que giren en torno a este tema. Por otro, es un problema que después de sesenta años no se ha resuelto. Sin duda, a juicio personal, uno de los primeros pasos para el acercamiento intercoreano es la desmitificación del pasado, donde ambas partes reconozcan su protagonismo en el proceso de división y, en consecuencia, asuman su responsabilidad histórica que conlleve a una reconciliación nacional. En México, desde el sector académico, se deben impulsar investigaciones que continúen la discusión y abran nuevas betas de conocimiento. Esto, además de ser de amplia importancia para los estudios coreanos y asiáticos en nuestro país, es el pequeño grano de arena que se puede aportar para resolución del conflicto. En la coyuntura del resurgimiento de los estudios Asiáticos en la UNAM un primer paso hacia la generación de nuevo conocimiento sería la revisión y asesoramiento sobre la bibliografía utilizada en los programas universitarios de Ciencias Sociales; también, la elaboración de textos que reflejen una visión crítica, actualizada y desde la mirada mexicana. En este trabajo se demostró, a partir de un caso inductivo, el estudio sesgado de Corea en la formación universitaria, mas no se considera sea el único caso con tales deficiencias. Más procesos históricos asiáticos deben ser re evaluados y re interpretados, no desde las producciones europeas o anglosajonas, sino desde nuestros propios esfuerzos por entender esa realidad.  

Referencias:

• Andrei, Lankov. (2015), The Real North Korea, Estados Unidos, Oxford University Press, pp. 315. • Cumings, Bruce. (1997), Korea’s Place in the Sun, Estados Unidos, Norton, 1a edición, pp. 527.

34


• ________. (2010), The Korean War, Estados Unidos, Modern Library, pp. 291. • Gómez, José, et al. (2004), Historia Universal, México, Pearson Educación, 7ª edición, pp.449. • Kissinger, Henry. (2010), La diplomacia, México, Fondo de Cultura Económica, 2ª edición,pp. 919. • Robinson, Michael. (2007), Korea’s Twentieth century Odyssey, Estados Unidos, University of Hawaii Press, pp. 220. • Romero, Alfredo. (1996), Corea: ¿Una nación entre dos Estados?, Asia y África en la historia, México, Universidad Autónoma Metropolitana, pp. 381-414. • ________. (2009), De Choson a Chosen, Historia Mínima de Corea, México, El Colegio de México, pp. 69-116. • Simone, Vera. (2001), The Asian Pacific: Political and Economic Development in a Global Context Estados Unidos, Addison Wesley Longman, 2ª edición, pp. 482. 35


LA PARTICIPACIÓN DE LA MUJER EN EL FENÓMENO DEL DECLIVE POBLACIONAL DE JAPÓN: DEMOGRAFÍA Y ENVEJECIMIENTO DE LA POBLACIÓN EN JAPÓN LILIANA YUTZIN CRUZ GARCÍA No me interesa un trabajo fijo. Lo importante es vivir el momento. Si piensas en el futuro corres el riesgo de sumirte en las reglas de juego tradicionales de Japón, que consisten en entrar en una gran corporación y pasar allí el resto de tus días o renunciar al trabajo cuando tienes hijos. No me interesa ni lo uno ni lo otro. Yo quiero trabajar, pero sin que eso se convierta en el centro de mi vida y sin que dependa de que tenga o no hijos.1 Etsuko Ohira, 28 años.

El 27 de marzo de 2015, el Instituto Nacional de Población y de Investigación de Seguridad Social de Japón dio a conocer dos hechos significativos: Japón es un país con un envejecimiento sin precedentes, aunado a un declive poblacional alarmante. Específicamente de este último, existen datos que afirman que para el año 2040, la población japonesa será de 107, 276 millones de personas, es decir, 20 millones menos de los 128, 057 millones que eran en el 2010, y para 2060 serán menos de 89, 639 millones de japoneses.2 La primera interrogante que surge después de observar los datos anteriores, es conocer cuáles han sido las causas del declive poblacional en Japón; sin lugar a dudas, existen diversos motivos que han propiciado esta coyuntura específica, por ejemplo, la inseguridad laboral (que tuvo su origen en el estancamiento económico de los años 90), mayor nivel de escolaridad (sobre todo en la población femenina), cambio de actitud en las generaciones jóvenes referente a la familia y mayor participación de la mujer en los ámbitos económico, político, social, entre otros. Particularmente, esta última causa es de gran interés para este conciso trabajo de investigación: ¿por qué y cómo se ha combinado esta mayor participación de la mujer en el fenómeno del declive poblacional en Japón? Para responder de manera sucinta a la pregunta anterior, es necesario conocer el estricto marco social en el que se encuentran inmersas las mujeres japonesas desde su nacimiento. Retrocediendo en el tiempo, durante el Shogunato Tokugawa (1603-1868) se estableció el código de conducta Onna-daigaku (manual de la mujer), que tenía como objetivo 1 Higueras, Georgina (2009), “La revolución silenciosa de la mujer japonesa”, en Estudios de Política Exterior, n° 131, septiembre-octubre. (consultado el 30 de agosto de 2015), disponible en <http://www.politicaexterior.com/articulos/politica-exterior/la-revolucion-silenciosa-de-la-mujer-japonesa/>. 2 ASEMEJA, Declive Poblacional: bomba de tiempo. (consultado el 30 de agosto de 2015), disponible en <http://www. asemeja.org.mx/noticVer.php?CN=82>. 3 Higueras, Georgina, op. cit.

36


convertir a la mujer japonesa en una fémina perfecta, buena esposa y en un instrumento de transmisión de la tradición familiar a sus descendientes.3 Fundamentado en las normas morales del confucianismo, este libro estaba enfocado a jóvenes casaderas y a las esposas, estableciendo tres caminos de obediencia ciega: “a su padre si es soltera, a su marido si es casada y a sus hijos varones si es viuda.”4 Tal como menciona Georgina Higueras, “este texto […] dominó y marcó la vida de las mujeres, oficialmente hasta la restauración Meiji, en 1868, y en realidad hasta bien entrado el siglo XX. Por no decir que muchas de las losas que pesan sobre las japonesas hoy en día son consecuencia de este libreto represivo y hostil.”5 Instaurando un intenso complejo de inferioridad, “la japonesa nace cargada de obligaciones y bajo el dogma de que nada bueno puede esperar de la vida.”6 En este sentido, dentro del rol tradicional de la mujer japonesa, ésta lleva las riendas de la familia, asumiendo totalmente la responsabilidad por la educación de los hijos (el éxito o fracaso escolar depende enteramente de ella), la atención al esposo (quien es el encargado de trabajar), el cuidado de sus padres y/o los de su esposo, administrar el ingreso del hogar; abandona su empleo y/o carrera profesional por dedicarse al cuidado de su familia, siendo difícil que ésta se reincorpore después al campo laboral por considerarla “incapaz”, y, tal como se mencionó anteriormente, es la transmisora principal de los valores y tradiciones de la sociedad japonesa. Este rol tradicional, del cual se mencionaron algunas particularidades, se ha relegado poco a poco por la población femenina en la sociedad japonesa contemporánea. De acuerdo al Dr. Carlos Uscanga, existen varias razones para explicar este fenómeno, entre éstas, porque ellas desean disfrutar y gozar los beneficios de una sociedad desarrollada debido a su cada vez mayor participación en la Población Económicamente Activa (PEA)7, prefieren continuar con su vida profesional en vez de truncarla (y por esto se posterga el casamiento, e incluso el embarazo); han tenido acceso a un mayor grado de escolaridad, sumando, la incertidumbre laboral como factor que ha influido en la decisión de aplazar la decisión de contraer nupcias, entre otras.8 Específicamente, Georgina Higueras argumenta que el estancamiento económico que sufrió Japón en la década de los noventa fue el acontecimiento que “despertó la capacidad emprendedora de miles de mujeres, que montaron sus propias empresas y/o compraron 4 Ibídem. 5 Ibídem. 6 Ibídem. 7 La población económicamente activa o PEA “se refiere a todas las personas en edad de trabajar, o contaban con una ocución durante el periodo de referencia o no contaban con una, pero estaban buscando emplearse con acciones específicas.” INEGI, Guía de conceptos, uso e interpretación de la Estadística sobre la Fuerza Laboral en México, INEGI, México, 2002. (Consultado el 31 de agosto de 2015), disponible en <http://www.inegi.org.mx/est/contenidos/espanol/metodologias/ otras/guia.pdf>. 8 Grupo Promexa, El declive poblacional en Japón, entrevista realizada al Dr. Alejandro Carlos Uscanga Prieto, Facultad de Ciencias Políticas y Sociales-UNAM, 18 de julio de 2015. 9 Higueras, Georgina, Op. cit. 10 Ramírez, Juan, “Las mujeres y las vicisitudes sociodemográficas de Japón”, en Uscanga, Carlos, Villafañe, Víctor [coords.], Japón después de ser el número uno. Del alto crecimiento al rápido envejecimiento, Siglo XXI, México, 2015, pág. 154.

37


sus viviendas unifamiliares.”9 Debido a la escasez de mano de obra disponible, el gobierno japonés introdujo una serie de medidas, siendo una de ellas, la flexibilización en “el mercado laboral, para permitir el trabajo temporal de jóvenes y, sobre todo, para facilitar la participación de las mujeres en las actividades productivas.”10 Tal como se muestra en la gráfica 1, en el año de 1990, y el posterior estallido de la burbuja especulativa, se observa el aumento de la población femenina en la PEA, opuesto a la población masculina, que desde el la década de los ochenta presentó una caída que se mantuvo constante hasta el año 2012. Gráfica 1. Tasa de participación en la PEA, general y por sexo, 1964-201211

38

Además de posibilitar el acceso de la población femenina a la PEA, el aumento en el grado de escolaridad también influyó. En la gráfica 2 se observa que, a partir del año

11 Ramírez, Juan, “Las mujeres y las vicisitudes sociodemográficas de Japón”, en Uscanga, Carlos, Villafañe, Víctor [coords.], Japón después de ser el número uno. Del alto crecimiento al rápido envejecimiento, Siglo XXI, México, 2015, pág. 155. 12 Ibídem, pág. 150 13 Ibíd.


de 1986, el número de ingreso de mujeres a nivel universitario se elevó, manteniéndose constante hasta el año 2004; en el caso de los hombres, se puede apreciar que entre los años 1980 y 1994 hubo una disminución de los mismos, logrando el punto más bajo (entre los años mencionados anteriormente) precisamente en 1990. En este mismo orden de ideas, datos de 1985 reflejaban que por cada mujer inscrita en universidades públicas había 3.2 hombres, sin embargo, datos de 2012 indican que por cada mujer había 1.3 hombres, lo que demuestra una reducción en la tendencia de predominio de la población masculina a nivel universitario.12 Gráfica 2. Tasa de progresión del bachillerato a las universidades, por sexos, 1948-200513 La participación de la mujer en el mercado laboral (que permite tener acceso a mayor bienestar e independencia) y un mayor nivel de formación escolar (que abrió nuevas perspectivas y dotó de una mejor mano de obra calificada al mercado laboral) han sido dos de las causas, brevemente descritas en este documento, que se han conectado para ocasionar el declive poblacional en Japón, siendo la cuestión de la natalidad el tema que se revisará en este análisis. Es necesario recalcar que, tal como se mencionó anteriormente, la edad para contraer nupcias en Japón se ha aplazado de manera significativa, por ejemplo, en 1950, la edad promedio era de 25.9 para hombres y 23.0 para mujeres, pero en 2012 fue de 30.8 y 29.2 respectivamente.14 Estos datos reflejan un efecto evidente, es decir, la disminución de la

14 Ramírez, Juan, “Las mujeres y las vicisitudes sociodemográficas de Japón”, en Uscanga, Carlos, Villafañe, Víctor [coords.], Japón después de ser el número uno. Del alto crecimiento al rápido envejecimiento, Siglo XXI, México, 2015, pág. 163. 15 Ramírez, Juan, “Las mujeres y las vicisitudes sociodemográficas de Japón”, en Uscanga, Carlos, Villafañe, Víctor [coords.], Japón después de ser el número uno. Del alto crecimiento al rápido envejecimiento, Siglo XXI, México, 2015, pág. 166.

39


vida fértil de las mujeres y su capacidad para tener más de un hijo. En la gráfica 3 se puede observar, de acuerdo a datos del Instituto Nacional de Población y de Investigación de Seguridad Social, como ha variado el número y también el grupo de edad donde se presenta el mayor número de nacimientos. En el grupo de 25-29 (que era la edad general para contraer matrimonio y quedar embarazada) es notorio el decremento en la tasa de natalidad, principalmente a partir de 1990, pasando de 139.8 a 116.0 en 1995. Por otro lado, el grupo de 30-34 ha mostrado un aumento, a partir de 1995, en el número de nacimientos, pasando de 94.5 en 2009 a 96.3 en 2011, y queda mostrado como este conjunto es el que detenta la mayor proporción de nacimientos, en comparación al grupo de 25-29. El grupo de 35-39 también evidenció un aumento, siendo 36.1 en 2005 y 44.6 en 2009. Gráfica 3. Tasas netas de natalidad, 1950-201115 Los datos anteriores exponen la variación en la edad de las mujeres japonesas para procrear, teniendo como preferencia edades tardías, y por lo tanto, una reducción en la edad fértil. Aunado a esto, la composición de los hogares japoneses también ha cambiado; en 1995, el total de hogares con hijos representó un 50.5% y hogares sin hijos el 49.5%, pero en 2010, el 54.9% simbolizaba hogares sin hijos, es decir, en quince años hubo un aumento de casi 6% en familias sin descendencia.16 Además del aumento en el grado de escolaridad y, de la implicación cada vez mayor de la mujer en la PEA, existen otros fenómenos que se integran al declive poblacional de Japón, por ejemplo, el síndrome del celibato (sekkusu shinai shōkōgun), que hace referencia a la pérdida de interés en tener relaciones sexuales habituales. Los motivos expuestos por las mujeres por el desinterés al sexo son, que éste es aburrido y/o, que llegan muy cansadas a casa.17 La presión a las mujeres es sumamente agobiante; aquellas que son casadas y/o tienen un hijo y que deciden regresan a trabajar son catalogadas como oniyome (mujer demonio), es decir, son objeto de rechazo y menosprecio por no cumplir con la expectativa social de cuidar a tiempo completo, a su hijo y a su marido. Sin embargo, ¿qué tan importante es la mano de obra femenina en el mercado laboral japonés? De acuerdo a un estudio del Banco de Inversión Goldman Sachs, “si el número de mujeres en la fuerza laboral en Japón llegara al de los hombres, el PIB crecería un 1.4%”18, teniendo en cuenta que este país ha reportado cifras que no superan el 3% desde 2005.19 Para conseguir lo anterior, el gobierno del primer ministro japonés, Shinzo Abe, dentro 16 Ramírez, Juan, “Las mujeres y las vicisitudes sociodemográficas de Japón”, en Uscanga, Carlos, Villafañe, Víctor [coords.], Japón después de ser el número uno. Del alto crecimiento al rápido envejecimiento, Siglo XXI, México, 2015, pág. 168. 17 Conoce Japón, ¿Por qué la tasa de natalidad de Japón ha disminuido?. (consultado el 1 de agosto de 2015), disponible en <http://conoce-japon.com/sociedad/por-que-la-tasa-de-natalidad-de-japon-ha-disminuido/>. 18 El País, El PIB japonés pide mujeres. (Consultado el 1 de agosto de 2015), disponible en <http://economia.elpais.com/ economia/2015/01/09/actualidad/1420828855_181293.html>. 19 De acuerdo al Banco Mundial (BM), Japón presentó el siguiente crecimiento anual de PIB: (2005/1.3%), (2006/1.7%), (2007/2.2%), (2008/1.0), (2009/-5.5%), (2010/4.7%), (2011/-0.5%), (2012/1.8%), (2013/1.6%) y (2014/-0.1%). Banco Mundial, Crecimiento de PIB (% anual), (consultado el 1 de agosto de 2015), disponible en <http://datos.bancomundial. org/indicador/NY.GDP.MKTP.KD.ZG>.

40


del proyecto Abenomics, ha puesto en marcha un programa de apertura de guarderías, alrededor de 400,000 plazas para 2018, aunado a lograr que, para el año 2020, un mínimo del 30% de los puestos de responsabilidad en todos los sectores de la sociedad estén ocupados por mujeres, así como lograr que el 73%, en edades entre 24 y 44 años, trabaje.

Conclusión De manera somera, este documento buscó ahondar en el tema del papel de la mujer japonesa en el fenómeno del declive poblacional en Japón. Tal como se mencionó, la población femenina japonesa carga con una exigencia social de ser una buena madre y esposa. Para ellas, el hogar y el trabajo se volvieron incompatibles, teniendo que elegir el cuidado de la familia como su principal ocupación. Tal como se evidenció en este documento, a partir de la década de los noventa es cuando la mujer japonesa comenzó a tener un papel más activo, tanto en el mercado laboral como en el campo de estudios. Estos dos factores fueron clave para transformar el papel tradicional de la mujer, eligiendo un nuevo rol más independiente y relegando las cargas sociales impuestas. Una consecuencia directa de esto ha sido el decremento de la natalidad en Japón, siendo uno de los temas más alarmantes, junto con el envejecimiento sin precedentes que se vive en este país. Estos dos fenómenos han ocasionado una disminución en la mano de obra, que ahora tiene como su principal recurso, a la población femenina. El actual gobierno de Shinzo Abe está promoviendo la integración de las mujeres a la PEA, a través de la creación de guarderías y de ofrecer mejores condiciones de trabajo. Sin lugar a dudas, una de los retos principales es el cambio en la mentalidad cultural; relegar los papeles tradicionales (el hombre como proveedor y la mujer como cuidadora de la familia) y adecuarse a una nueva coyuntura, que exige la participación igualitaria e imparcial entre ambos géneros.

Referencias • ASEMEJA, Declive Poblacional: bomba de tiempo, (consultado el 30 de agosto de 2015), disponible en <http://www.asemeja.org.mx/noticVer.php?CN=82>. • CNN Expansión, Mujeres: la clave económica para Japón. (Consultado el 1 de agosto de 2015), disponible en <http://www.cnnexpansion.com/economia/2013/09/20/muje-

41


res-la-clave-economica-para-japon>. • Conoce Japón, ¿Por qué la tasa de natalidad de Japón ha disminuido? (Consultado el 1 de agosto de 2015), disponible en <http://conoce-japon.com/sociedad/por-que-latasa-de-natalidad-de-japon-ha-disminuido/>. • El País, El PIB japonés pide mujeres. (Consultado el 1 de agosto de 2015), disponible en <http://economia.elpais.com/economia/2015/01/09/actualidad/1420828855_181293. html>. • Grupo Promexa, El declive poblacional en Japón, entrevista realizada al Dr. Alejandro Carlos Uscanga Prieto, Facultad de Ciencias Políticas y Sociales-UNAM, 18 de julio de 2015. • Higueras, Georgina. (2009), “La revolución silenciosa de la mujer japonesa”, en Estudios de Política Exterior, n° 131, septiembre-octubre. (Consultado el 30 de agosto de 2015), disponible en <http://www.politicaexterior.com/articulos/politica-exterior/ la-revolucion-silenciosa-de-la-mujer-japonesa/>. • International Press, El síndrome del celibato, en auge en Japón, (Cosultado el 1 de agosto de 2015), disponible en <http://es.ipcdigital.com/2015/02/08/el-sindrome-del-celibato-en-auge-en-japon/>. • Ramírez, Juan. (2015), “Las mujeres y las vicisitudes sociodemográficas de Japón”, en Uscanga, Carlos, Villafañe, Víctor [coords.], Japón después de ser el número uno. Del alto crecimiento al rápido envejecimiento, Siglo XXI, México.

42


EL USO DE ENERGÍA NUCLEAR PARA LA INDUSTRIA JAPONESA ANTES Y DESPUÉS DE FUKUSHIMA DEBATES SOCIALES, POLÍTICOS Y ECONÓMICOS IVÁN EMMANUEL VEGA SALINAS

En marzo de 2011, Japón sufrió una crisis de igual o mayor magnitud que la vivida después de la Segunda Guerra Mundial, un terremoto de “8,9 grados en la escala de Richter y un tsunami con olas que llegaron a los 10 metros de altura”1 azotaron la región norte de Tohoku, afectando a tres de los seis reactores de la central de Fukushima y provocando uno de los peores accidentes nucleares de la historia. Este hecho, que paralizó a la prensa internacional mostró la vulnerabilidad del país ante fenómenos naturales. A cuatro años de lo ocurrido, el uso de la energía nuclear en Japón sigue siendo un tema central y delicado dentro de los debates políticos, sociales, ambientales pero sobretodo económicos del país. El objetivo general del presente trabajo es mostrar algunas consideraciones generales sobre lo que representa la energía nuclear para Japón, así como reflexionar la postura desde la política, la economía y la sociedad frente a la producción y uso de este tipo de energía en la industria nacional-japonesa. Se busca responder brevemente la pregunta ¿Japón renunciará o no al desarrollo de la energía nuclear? La hipótesis a defender es que Japón no renunciará al uso de la energía nuclear por los múltiples beneficios económicos que representa para su industria, por la baja emisión de CO² al medio ambiente pero sobre todo por el panorama internacional poco favorable en los precios del mercado petrolero a nivel internacional. Además, al interior de Japón las posturas del gobierno, la élite económica y la opinión pública distan de lograr acuerdos comunes frente al uso de la energía nuclear, lo que genera espacios breves y limitados de diálogo entre las tres esferas; si el gobierno japonés busca una pronta recuperación económica y alcanzar un futuro energético menos dependiente del exterior, deberá generar políticas de seguridad que den certidumbre a la sociedad respecto al uso de la energía nuclear. La metodología a emplear explica, en primer lugar, el por qué Japón se acercó a la energía nuclear, qué sucedió en Fukushima el 11 de marzo del 2011, las consecuencias inmediatas y se analiza el escenario político, económico y social después del desastre. Así mismo, 1 Reinoso José (2012), Japón sufre su mayor terremoto, periódico El país, sección “Internacional”, España, p. 3.

43


se menciona sobre la división política dentro del gobierno en los años posteriores, las posturas y las propuestas de reformas al uso de la energía nuclear japonesa, de la misma manera, se reflexiona sobre la necesidad de recuperación económica y la eficiencia en la demanda de energía en el país, así como la opinión pública frente a la cuestión nuclear. En la conclusión se presenta una serie de consideraciones finales respecto al uso de energía nuclear en Japón y la enseñanza que da Fukushima a la comunidad internacional frente a este tipo de desastres.

La energía nuclear japonesa Japón es uno de los grandes consumidores de energía a nivel mundial con limitados recursos naturales de energía fósil, colocándose como uno de los países más dependientes de fuentes de energía del exterior. Después de las dos crisis petroleras en la década de los 70 con el aumento al precio del petróleo, Japón reaccionó buscando alternativas energéticas con el objetivo de reducir su dependencia de hidrocarburos fósiles externos y no dañar el crecimiento económico que estaba experimentando desde los años 50; esa alternativa la encontró en la energía nuclear. El gobierno japonés y la élite económica discutieron la necesidad de mejorar la eficiencia energética y disminuir la dependencia energética del exterior; sin embargo, no fue hasta “el año 2008 cuando se inauguran siete nuevos reactores nucleares”2, en diferentes zonas del país. Antes de lo ocurrido en Fukushima, más de dos tercios de la electricidad en Japón se producían mediante la energía nuclear doméstica, lo que provocó que este tipo de energía se convirtiera en parte esencial de la estrategia de seguridad energética nacional. La producción de energía nuclear representa grandes beneficios para Japón por razones económicas y políticas, entre las que destacan: la disminución del grado de dependencia de fuentes externas de hidrocarburos, la garantía de un suministro suficiente y eficiente en la industria japonesa, así como su adquisición a un bajo costo, la ventaja de ser una fuente alternativa de energía menos contaminante para medio ambiente al no emitir gases de efecto invernadero, lluvia ácida ni perjudicar la capa de ozono, tomando en consideración que sus centrales pueden operar las 24 horas al día. La competitividad del país nipón aumentaba al mismo tiempo que los lazos comerciales y políticos se estrechaban en la región de Asia-Pacífico y fuera de ella, además, con la sensación de estabilidad energética tanto en el gobierno como en la élite económica se apostaba y acrecentaba el desarrollo de este tipo de energía para fines industriales. 2 Observatorio Asia-Pacífico (2011) Las razones de Japón para apostar por la energía nuclear, Biblioteca del Congreso Nacional de Chile, sección “Noticias”, Chile.

44


En un principio, la sociedad japonesa llegó a manifestar cierto desacuerdo por la implantación de centrales nucleares y por la producción de energía nuclear dentro del país en términos de salud y seguridad respecto al manejo de desechos radioactivos propios de esta industria; sin embargo, conforme los beneficios en términos económicos y laborales llegaban a mas capas de la sociedad japonesa, ésta llegó a respaldar la estrategia energética nacional. El debate sobre la energía nuclear en Japón vuelve a la mesa de interés común cuando un terremoto de magnitud 9 y un tsunami azotan la planta nuclear de Fukushima, en las costas de la prefectura de Miyagi, el 11 de marzo de 2011. Sin embargo, esta catástrofe nuclear no ha sido la primera ni la última que Japón ha experimentado en las últimas décadas, en años anteriores el país ha lidiado con emergencias en otras plantas nucleares3, que provocan que el debate alrededor de la energía nuclear no termine. Es verdad que el desastre en Fukushima fue de una escala mayor a las anteriores y por lo tanto con consecuencias más graves, el 11 de marzo dejó como saldo miles de muertos, desaparecidos y desplazados de la zona costera de Japón por los altos niveles de radiación nuclear arrojados al ambiente, así como daños materiales por más de 300 mil millones de dólares4. La economía japonesa de inmediato se vio afectada de diferentes maneras: 1) Daño a la producción nacional, las industrias en la costa de Miyagi proveedoras de materias primas y de energía para diversas corporaciones, así como fábricas y granjas de arroz se paralizaron con el apagón nuclear, en consecuencia la actividad productiva del país se estanca y corporaciones como Toyota Motor Co., Nissan Motor Co., Honda Motor Co. suspenden actividades por el colapso de suministro de autopartes. 2) Japón pasa por un déficit comercial de petróleo al verse obligado a importar grandes cantidades del exterior con el fin de reponer la falta de abastecimiento de energía al interior, esto implica que “los costos de la energía en Japón hayan aumentado más del 25%”5 y que las empresas e industrias japonesas pagaran más por su electricidad. 3) Lento crecimiento del PIB debido a que la energía nuclear representa parte de la competitividad de Japón y al colapsar el sistema energético, el costo del petróleo tiene implicaciones negativas en la economía japonesa. La incapacidad de reacción inmediata por parte del gobierno japonés ante el desastre en Fukushima se puede explicar por la inexperiencia de liderazgo del Partido Democrático de Japón (PDJ), el cual había tomado cargo dos años antes, en 2009. El gobierno, encabezado por el Primer Ministro Naoto Kan, minimizaba los efectos negativos de la crisis nuclear, presionado por grupos empresariales que argumentaban proteger las 3 El 16 de julio de 2007 un sismo de 6.8 en escala de Richter daño la planta Kashiwazaki-Kariwa, derramando desechos radioactivos en el mar de Japón. El 14 de junio de 2008 un terremoto cerca de la planta nuclear de Kurihara, en la prefectura de Miyagi, rompió las torres de refrigeración y daños en el núcleo del reactor. 4 Agencia para la Reconstrucción y de los gobiernos locales de Miyagi, Iwate y Fukushima. 5 Un dato promedio con base en la prensa internacional sobre el aumento del consumo de energía en Japón.

45


fuentes laborales y la vida de las personas, mientras que intentaba mostrar capacidad de manejo de la situación; sin embargo, fueron las fuertes críticas de la élite económica por la lentitud en la toma de decisiones, las que originaron una contienda política entre facciones del gobierno con posturas divergentes en cuanto a las medidas de recuperación económicas-sociales y los presupuestos asignados a proyectos en la misma materia. “La crisis no fue prevista” declaró Naoto Kan cuando fue obligado a indemnizar a las víctimas del accidente. En diciembre del año 2012, el Partido Liberal Demócrata (PLD) de carácter conservador, logró una victoria rotunda en las elecciones legislativas en Japón “obteniendo 294 escaños de los 480 que tiene la cámara baja del Parlamento, frente a 57 del PDJ”.6 Shinzo Abe, líder del PLD se convirtió en el próximo Jefe de Gobierno de Japón y heredó las presiones políticas, económicas y sociales entorno al uso de la energía nuclear. La sociedad fue la más afectada en muchos niveles, por la inmediatez de la catástrofe cientos de muertos y desaparecidos se contabilizaban a diario, “se evacuaron unas 6.000 personas”7 de las zonas afectadas por la radiación nuclear, las cuales no han podido regresar en su totalidad a su lugar de origen en 2015, sumando los daños ambientales en el aire, tierra y mar ocasionados por la expulsión de materiales radioactivos en la región. El 11 de marzo de 2011 muestra la vulnerabilidad del país frente a fenómenos naturales de tales magnitudes y el limitado margen de maniobra de la energía nuclear irradiada, ocasionando que se levante de nuevo el debate sobre la cuestión nuclear al interior de Japón pero también en la opinión pública internacional se generan debates sobre el desarrollo de este tipo de energía para generar electricidad, su manejo adecuado, la seguridad humana y los desechos propios de su producción. La negativa de opinión pública frente a la energía nuclear en el mundo no es nueva, no sólo en Japón, sino en otro países donde se desarrolla, sin embargo el cambio en la postura política ante su uso si lo es, al ver a la energía nuclear como una oportunidad y al desastre en Fukushima como una lección a aprender.

Posturas y debates Post-Fukushima en Japón El terremoto, el tsunami en las costas japonesas y el posterior accidente nuclear en Fukushima conmovieron al mundo entero por las consecuencias inmediatas que produjo, mismas que se transmitían en medio de comunicación internacionales: muertos, desaparecidos, desplazados, contaminación en el ambiente, ciudades sin energía eléctrica, medios de 6 Reinoso José (2012), El Partido Demócrata de Japón arrasa en las elecciones y regresa al poder, periódico El país, sección “Internacional”, España, p.15. 7 Reinoso José (2012), Japón sufre su mayor terremoto, periódico El país, sección “Internacional”, España, p. 3.

46


transporte inservibles y desabasto de alimentos en las zonas afectadas. Esto provocó que el debate sobre el desarrollo y el uso de la energía nuclear resurgiera en Japón, y que éste se convirtiera en un referente en estructura, ingeniería, seguridad y manejo de desechos radioactivos para los demás países que desarrollan este tipo de energía. Entonces, con lo ocurrido el 11 de marzo de 2011 ¿Japón debe renunciar al uso de la energía nuclear para su desarrollo interno? Por diferentes razones, explicadas en los siguientes párrafos, sería un error permitir que a causa de este accidente el gobierno abandone la energía nuclear con fines pacíficos de suministro de energía para su industria por las presiones sociales internas y externas en torno a la cuestión nuclear, no obstante, si los gobernantes y la élite económica japonesa desean recibir de nuevo los beneficios económicos que este tipo de energía les proporcionaba, están obligados a revisar los diseños de construcción y establecer nuevas regulaciones de seguridad de plantas nucleares que garanticen la confianza del público japonés, al mismo tiempo que se incentiven el desarrollo de fuentes de energías alternas como la eólica, la solar o la hidráulica. Para lograrlo, se requieren lapsos largos de tiempo para ponerlas en marcha. A nivel internacional, la demanda de energéticos aumenta al mismo tiempo que la dinámica económica-comercial acrecienta la apertura de nuevos mercados mundiales; es por eso que economías como la japonesa buscan nuevas formas de abastecimiento energético que coadyuven a la competitividad productiva nacional. Después de las crisis petroleras en la década de los 70, Japón reaccionó e incentivó nuevas fuentes alternas de energía y encontró en la energía nuclear la clave para su desarrollo económico nacional. Con la catástrofe experimentada en Fukushima, Japón se vio obligado a cerrar sus plantas nucleares para inspeccionarlas y cuestionarse sobre las próximas fuentes de energía. Mientras la élite política decidía ese futuro, Japón tuvo que regresar a la importación de los hidrocarburos fósiles como petróleo y gas con el propósito de atender la demanda interna de energía; sin embargo, esto ocasionó que los costos en el suministro energético de las industrias nacionales aumentaran exponencialmente y disminuyeran a la vez su competitividad a nivel internacional. A cuatro años del 11 de marzo de 2011, las posturas respecto a la cuestión nuclear no parecen encontrar un punto de encuentro. En el plano social la respuesta es clara, una rotunda negativa a la reactivación de las plantas nucleares japonesas por los estragos vividos aquel año, los cuales aún no se logran resolver como: el manejo de los desechos radioactivos lanzados al mar, el aun no retorno de las familias japonesas a la región de Tohoku por los niveles radioactivos presentes todavía en tierra y la incertidumbre de

47


futuros incidentes. “En 2008 y 2012 varias universidades japonesas realizaron sondeos sobre los miedos frente a 51 amenazas (como desempleo, guerras o enfermedades) de la población nipona, el 82% de los japoneses expresaron mayor ansiedad frente a la posibilidad de un accidente nuclear que a un terremoto catastrófico”.8 Entre 2011 y 2013, esta ansiedad ha producido diversos resultados a nivel social, tales como: 1) la creación de una conciencia social sobre los riesgos de la actividad nuclear; 2) el surgimiento de diversos movimientos sociales como el Movimiento Sayonara Genpatsu, que se manifiestan en contra de reactivar plantas nucleares dentro del país, y 3) la exposición de interrogantes sobre la seguridad ciudadana a través de los procedimientos democráticos a los que llega la población japonesa como el voto. Sin embargo, entre 2014 y 2015, se observa un ligero cambio de dirección en la percepción social, si bien la mayor parte de la población (57%) continúa desaprobando el uso de la energía nuclear, un creciente porcentaje de ésta (30%) comienza a dar señales de confianza en los procesos de reformas del Primer Ministro Shinzo Abe a favor de la revitalización de las plantas nucleares con el propósito de mejorar la economía del país. Específicamente, los residentes de la zona de Fukushima están preocupados que el resto del país esté olvidando lo ocurrido al ver el catástrofe de 2011 como algo ya superado, sobreponiendo lo económico sobre la seguridad en la ciudadanía. Por el contrario, el gobierno de Shinzo Abe insiste en la recuperación de la energía nuclear para fomentar la revitalización económica del país, esta postura ha ocasionado que la popularidad de Abe “disminuyera de 50% en diciembre de 2014 a 32% en agosto de 2015”.9 El gobierno se encuentra en una posición difícil al buscar implementar políticas integrales en materia de energía nuclear donde confluyan la seguridad, el medio ambiente, la producción y la economía, y responder a las presiones de la élite económica y la opinión pública al interior. Dentro de la Dieta japonesa, los que apoyan a Abe argumentan el hecho de que Japón es un país con escasos recursos naturales y necesita la energía nuclear para seguir evitando costosas importaciones de petróleo del exterior, cuyo mercado es más que competitivo. Algunos gobiernos locales como la prefectura de Kagoshima, también apelan a los beneficios económicos y laborales que puede aportar la energía nuclear a su región, tanto que promueven subsidios a las compañías eléctricas nucleares, quienes han presionado al gobierno central ante las pérdidas económicas por la compra de petróleo del extranjero. De la misma manera, existen partidarios que defienden la potencialidad de las energías renovables, argumentando que son más seguras para Japón puesto que es un país propenso 8 Salas, Javier (2015), Fukushima redescubre el miedo a la radiación nuclear en El País, sección Internacional, p. 10. 9 Vidal Liy, Macarena (2015), Japón enciende su primer reactor nuclear tras el desastre de Fukushima en periódico El País, sección internacional, p. 18.

48


a los terremotos por su ubicación geográfica, además de ser amigables con el medio ambiente y evitar desplazamientos poblacionales después de algún otro accidente nuclear; sin embargo, se debe considerar que si bien tanto la energía solar, eólica e hidráulica son atractivas para el medio ambiente, éstas proporcionan un suministro de energía variable, de acuerdo a ciertas condiciones climáticas, convirtiéndolas en poco competitivas en relación a la gran cantidad de energía necesaria para el abastecer la demanda nacional. La élite económica japonesa, es decir, las grandes empresas, corporaciones, complejos industriales y los monopolios de empresas abastecedoras de energía del país presionan al gobierno con el propósito de renovar lo antes posible las actividades en las plantas nucleares, debido a la incertidumbre que al no retomar la energía nuclear como materia prima dentro de la industria, las consecuencias económicas serán peores a las actuales y mermarían el desarrollo japonés. En 2014, “los precios de la electricidad para la industria son más altos en Japón que en la mayoría de las economías del G-20”,10 en términos sencillos, las empresas e industrias japonesas pagan más por la energía importada, aún con un suministro limitado, lo que reduce su competitividad comercial internacional. Además, los costos de financiamiento para construir los reactores nucleares existentes no fueron ni sencillo ni barato, es decir, es inversión arriesgada y no se han logrado recuperar esos grandes fondos de inversión. Una de las características de Japón es la estrecha relación entre sus empresas y el gobierno japonés, lo que facilita el mutuo entendimiento de necesidades para encaminar proyectos de desarrollo nacional. La cuestión nuclear no es la excepción, ambas partes participan en la toma de decisiones para obtener beneficios mutuos y compartidos al resto de la sociedad japonesa. Hoy en día Japón cuenta con 43 reactores operables, de los cuales 25 de ellos en 15 plantas diferentes han solicitado permiso para volver a funcionar. La decisión le corresponde a los japoneses, pero para decidir deben tener toda la información sobre los nuevos diseños, las regulaciones y la medición de riesgos de la energía nuclear. El debate debe centrarse en la capacidad de infraestructura de las plantas nucleares por ser un país propenso a terremotos y otros fenómenos naturales, la cuestión nuclear debe analizarse con neutralidad si Japón desea seguir siendo una potencia.

Conclusión En su búsqueda por mantenerse como una potencia económica, Japón se acercó al desarrollo y uso de la energía nuclear, por los múltiples beneficios en términos de disminución de costos para su industria nacional, y demostrar su capacidad al mundo. El terremoto, el

49


posterior tsunami y el desastre en Fukushima del 11 de marzo de 2011 fueron para Japón el episodio nuclear más amargo, después de Hiroshima y Nagasaki en 1945. Situación que vulneró el futuro energético de Japón y lo obligó a introducirse en un competitivo mercado internacional de importación de hidrocarburos fósiles. La cuestión nuclear debe centrarse en la capacidad e infraestructura de Japón ante los eventos naturales de tales magnitudes y analizarse con justicia los beneficios y riegos que esto implica. Es seguro que Japón no renunciará al uso de la energía nuclear porque representa competitividad económica por ser un tipo de energía producida domésticamente y logra dejar la dependencia del petróleo extranjero, además que logra mantenerse en igualdad con países regionales como China, Corea del Sur, Rusia e India que también cuentan con proyectos en marcha de reactores nucleares. Japón no renunciará al uso de la energía nuclear pero es imperativo que se revisen los diseños de infraestructura con el propósito de impulsar nuevas regulaciones en términos de seguridad. Fukushima es un ensayo-error ante el porvenir energético mundial, pues los demás países están aprendiendo las lecciones que Japón tuvo que sufrir a fin de dar certidumbre a sus poblaciones. Las fuentes renovables de energía son atractivas, sin embargo, no alcanzan a cubrir la demanda energética japonesa y necesitarán mayores inversiones en sus instalaciones al corto plazo y pasarán décadas para que éstas se vuelvan competitivas en la demanda energética porque no es variable su respuesta al suministro energético. Una salida gradual de la energía nuclear al mismo tiempo que se incentivan fuentes renovables es posible, únicamente al largo plazo. La idea actual es minimizar costos en la industria. En la teoría política, la sociedad representa la parte medular en los procesos democráticos al ser quien determina en buena medida al aprobación o no de medidas adoptadas por la élite política; sin embargo, en Japón no funciona de esta manera, aunque existan movimientos sociales que se manifiesten en contra de la reactivación de las plantas nucleares, el gobierno japonés con total apoyo de los agentes económicos pasará por alto la opinión pública pero no de manera abrupta, será inteligente y dará los permisos de reactivación de plantas nucleares gradualmente con el propósito de evitar algún movimiento social exacerbado, al mismo tiempo que muestra y convence a la población la nueva reglamentación de seguridad ciudadana a la vez que los bolsillo de los japoneses mejoran por los pagos de electricidad realizados. Un tema que queda pendiente por analizar a fondo es sobre el desenlace de los desechos

50


radiactivos en Japón, pero es verdad que no hay país alguno en el mundo que tenga un sistema de eliminación de desechos que funciones, por ese hecho no se debe culpar a Fukushima esa limitante y ver la cuestión nuclear de manera justa y objetiva. Fukushima sigue dejando preguntas y retos al futuro de la energía nuclear a nivel mundial, no hay que catalogar ese fenómeno como argumento negativo al desarrollo de este tipo de energía que tiene como propósito el abastecimiento de energía menos contaminante que las fuentes tradicionales de petróleo.

Referencias: • Boniface, Pascal, Atlas des Relations Internationales, Hatier, París, 2003, 159 pp. • Cortés, Cid, Maria Margarita “Del advenimiento del postmodernismo a la emergencia de la Organización de la Sociedad Civil en el contexto internacional” en Política Internacional. Temas de análisis 2, FCPyS-UNAM, México, 2013, pp.421-426. • Jean-Christophe, Victor, Le Dessous des Cartes. Atlas géopolitique, Tallandier, París, 252 pp. • Le Monde, “Cuatro años después de Fukushima, Japón continúa luchando contra sus consecuencias”, disponible en: <http://www.lemonde.fr/energies/article/2015/08/11/le-japon-lutte-toujours-contre-les-consequences-de-l-accident-de fukushima_4720850_1653054. html?xtmc=accident_fukushima&xtcr=2>. • Maya Ambía, Carlos Javier y López Jiménez, José Jaime “Lecciones de Fukushima” en México y la Cuenca del Pacífico, Universidad de Guadalajara, México, año 14, Núm. 42, septiembre-diciembre de 2011, p.7-13. • Mendoza Emma, Martínez et al., El Efecto Fukushima: Políticas Energéticas y del Medio Ambiente de Japón, ConaCyT, México, 2012, 84 pp. • Moniz, Ernest “Por qué aún es necesaria la energía nuclear”en Foreign Affairs Latinoamérica, ITAM, Vol. 12, Núm 1, ener-mar 2012, pp. 93-103. • Organización de los Estados iberoamericanos “Fukushima y el riesgo de la energía nuclear” disponible en: <http://www.oei.es/divulgacioncientifica/noticias_718.htm>

51


• Observatorio Asia-Pacífico “Las razones de Japón para apostar por la energía nuclear”, Biblioteca del Congreso Nacional de Chile, año 2011 sección “Noticias”, Chile. Disponible en: <http://observatorio.bcn.cl/asiapacifico/noticias/japon-razones-del-usode-energia-nuclear> • Reinoso, José “El partido Demócrata de Japón arrasa en las elecciones y regresa al poder” en periódico El País, año 2012, sección “internacional”, p. 9, disponible en: <http:// internacional.elpais.com/internacional/2012/12/16/actualidad/1355645304_543440.html> • Reinoso José, “Japón sufre su mayor terremoto”, periódico El país, año 2012, sección “Internacional”, España, p. 3, disponible en: <http://elpais.com/diario/2011/03/12/ internacional/1299884401_850215.html> • Salas, Javier “Fukushima redescubre el miedo a la radiación nuclear” en periódico El Pais, año 2015, sección Internacional, p. 10, disponible en: <http://elpais.com/ elpais/2015/03/09/ciencia/1425896587_601842.html>. • Vidal Liy, Macarena, “Japón enciende su primer reactor nuclear tras el desastre de Fukushima” en periódico El País, año 2015, sección internacional, p. 18, disponible en: <http:// internacional.elpais.com/internacional/2015/08/11/actualidad/1439268345_174703.html> • Vivoda Vlado, “Los retos de seguridad energética de Japón después de Fukushima” en Confrontando Modelos de Seguridad Energética, FCPyS-UNAM, México, 2013, pp.203-237 • Simposio internacional “El desastre de Fukushima y el futuro de la energía nuclear: aprendiendo de la experiencia”, XII Congreso Internacional de la Asociación Latinoamericana de estudios de Asia y África (ALADAA) Universidad Popular Autónoma del Estado de Puebla, México, 13 a 15 junio de 2012.

52


PARTICIPACIÓN ECONÓMICA DE LA MUJER INDIA, RETOS Y REALIDADES WENDOLINE GARCÍA OCADIZ

El empoderamiento de la mujer y su plena participación en todas las esferas de la sociedad sobre la base de la igualdad, incluyendo la participación en el proceso de toma de decisiones y el acceso al poder, son fundamentales para el logro de la igualdad, el desarrollo y la paz. Declaración de Beijing en la Cuarta Conferencia Mundial sobre la Mujer (1995).

La India cuenta con la segunda población más grande del mundo 1,295.31 millones de habitantes para el año 2014, de los cuáles el 50% son menores de 25 años, una población muy joven, lo que para un país en desarrollo significa un sinfín de oportunidades de cambio, una gran proporción de potenciales consumidores y trabajadores, pero también un factor de alta vulnerabilidad en un contexto tan desigual como lo es el escenario social y económico de este país; un lugar de contrastes, en el que la modernidad y el lujo conviven con las tradiciones y la precariedad, una historia política de empoderamiento femenino que encara el sometimiento de millones de mujeres a las Leyes Personales y tradiciones como la dote2, el satí3 y las devadasi 4, alta tecnología y compañías millonarias5 con un gran porcentaje de la población ubicada en poblaciones rurales carentes de agua potable y servicios básicos de sanidad, el centro de servicios relacionados con las TIC más importante del mundo que compite productivamente con una agricultura precaria, y es bajo este contexto que intentaré responder a la pregunta que me plantee durante uno de los cursos del Diplomado: En una población tan grande, en una de las economías con uno de los más altos índices de crecimiento6 y que a su vez ostenta el primer lugar en personas en situación de pobreza extrema7, en un país de tantas paradojas, ¿cuál es el papel de las mujeres como agentes económicos?, ¿quiénes son esas mujeres indias que llevan a cuestas el crecimiento económico y demográfico del país? En India las mujeres representan el 48.2% de la población total (604.702.953habitantes)8, 1 Banco Mundial. 2 La dote es el patrimonio que se le entrega a la familia del novio de la futura esposa. En el año de 1961 se prohibió mediante la Ley de Prohibición de Dote, sin embargo aún es una práctica muy común en nuestra era. 3 El satí era la inmolación “voluntaria” de la viuda en la pira funeraria de su marido, fue abolida por los ingleses durante la colonia en el año de 1825 con una aplicación más efectiva a partir de 1829. 4 Mujeres y niñas de castas bajas son ofrecidas a la diosa Yallamma como una ofrenda, posteriormente fungirán como servidoras sexuales en sus pueblos. La india prohibió está práctica en el año de 1988 pero no se ha conseguido erradicar por completo, debido a las costumbres y creencias tan arraigadas y al alto número de personas que viven bajo el umbral de pobreza extrema que ven en esta práctica un paliativo a su situación económica. 5 Hay estados como Tamil Nadu que concentran sectores automotrices donde se han establecido empresas como Mitsubishi, Hyunday y Ford, En Bangalore (Karnatka) y en Hyderabad (Andra Pradesh) se encuentran los sectores de tecnología de la información y biotecnología, empresas como Microsoft y Sun Mycrosistems se ubican aquí. En Maharastra (Mumbai) se ubican Mercedes Benz y Siemens. “Tan sólo en Bangalore trabajan unos 140,000, un número que es muy superior al del Silicon Valley de Estados Unidos”. Golani, Depti (2010). Gente, costumbres, cultura, lengua y religiones en Donostia-San Sebastián, La India del siglo XXI a debate. Una mirada a los Derechos Humanos, el género y el desarrollo, Calcuta Ondoan, pág. 21. 6 Banco Mundial. 7 Ibídem. 8 Ibídem.

53


pero según el Banco Mundial dentro del periodo de 2011-2015 sólo el 29% se encontraba inserta en el ámbito laboral9. En el 2012, el 20% se concentraba en los servicios, el 60% en la agricultura y el restante en la industria.10 Algo que puede llamar la atención de los investigadores es que en la India, el empleo femenino rural sobrepasa por mucho el empleo urbano. Normalmente las tendencias demográficas en el mundo nos indican una participación más alta de las mujeres en la fuerza laboral urbana, al menos en la remunerada, sin embargo, la India guarda una encrucijada más allá de la participación laboral de las mujeres. ¿Qué pasa con la dinámica laboral de las mujeres indias? Trataré de descifrar a través de una rápida revisión de diversos factores económicos, sociales y culturales, así como la correlación con la distribución sectorial y territorial del país, quiénes y cómo se insertan en la esfera productiva de la India ya fuere en el terreno formal o informal y algunos ejemplos de políticas sociales y fiscales que impiden o incentivan la incorporación de las mismas al mercado laboral.

Características sectoriales de la economía india Gran parte del crecimiento acelerado que ha visto el mundo por parte de la India está relacionado con empresas y sectores ligados al sector servicios: alta tecnología, software, callcenters que resuelven desde problemas técnicos con computadoras hasta diagnósticos médicos al otro lado del mundo y sectores industriales que requieren de un alto grado de inversión de capital e investigación como el sector farmacéutico, la siderurgia y la automotriz. En lo que respecta a la mano de obra, todos los mencionados ponen de manifiesto algo en común, un crecimiento impulsado por personal cualificado y una alta productividad. Las implicaciones que tiene esto dentro del contexto laboral femenino serán de gran importancia una vez que describamos las características de la educación que se provee a las mujeres de la india.11 El desarrollo natural de una economía basada en la agricultura capaz de absorber el excedente de mano de obra rural, sería ir sustituyendo gradualmente el agro por una industria capaz de absorber mano de obra de baja calificación, en industrias de alta demanda de mano de obra como el sector textil y el ensamblaje, y una terciarización inicial basada en la construcción, el transporte y el comercio; sin embargo el empuje que se dio a la India basado en la terciarización económica fue completamente distinto y aunque este crecimiento implicó el engrosamiento de sectores como la construcción y transporte a fin de crear infraestructura, el ritmo de absorción de estos mercados laborales, no es 9 Ibídem. 10 Ibídem. 11 “... la industria del software y de los servicios prestados a través de las TIC suponen entre el 3.5%-4.1% del PIB y el 16% del total de exportaciones indias (Nasscom, 2009). El peso del sector en el empleo es muy inferior ya que ocupa a 2.2 millones de personas, que apenas representan el 0.5% de la fuerza laboral de la India”. Minondo, Asier. Economía, desarrollo y pobreza en, Óp.Cit. p. 29.

54


suficiente para la gran cantidad de personas que en su caso expulsaría el sector agrícola, por lo cual, en la India prevalece la mano de obra rural, representando para el año 2012 el 47%.12 ¿Por qué no hubo un crecimiento de industrias asociadas a la baja cualificación? La respuesta podría ser el nulo incentivo que ofrece la legislación fiscal India, las empresas de menos de 10 trabajadores que usen electricidad o con menos de 20 trabajadores que no utilicen electricidad pertenecen al sector no organizado, por lo cual, las regulaciones sobre seguridad, horas extras, fondo de pensiones, salarios y seguro médico son muy laxas, a partir de ese límite las regulaciones laborales, de prestaciones y fiscales tienden a ser más estrictas e incluso fue hasta la década de 1960 que las empresas se liberaron de reglamentaciones en cuanto a la posibilidad de expansión en su tamaño, ya que sólo los sectores como la siderurgia, la química y automotriz podían operar en gran escala. Aunado a la inserción tardía en el escenario económico mundial y con un vecino con una alta productividad en estos sectores como lo es China, la India no tiene ningún incentivo exógeno para competir y fomentar las industrias textiles, maquiladoras y ensambladoras que serían capaces de absorber gran parte de la mano de obra no calificada en el país, incluyendo un gran número de mujeres. Otra dificultad para la proliferación de estas empresas es la nula o escasa infraestructura y la baja calidad de la provisión de energía eléctrica, así como, la vasta cantidad de trámites burocráticos y de tiempos de espera para documentar la mercancía de exportación o materias primas de importación.

Características de la educación básica Dentro de los Objetivos del Desarrollo del Milenio13 el numeral 2.A habla “Asegurar que en 2015 los niños y niñas de todo el mundo puedan terminar un ciclo completo de enseñanza primaria”. En la India la educación primaria se imparte de los 6 a los 9 años y la Educación Secundaria de los 10 a los 15 años y está reglamentada como obligatoria por la Constitución de la India en los artículos 45 y 46 en los que se reconoce la obligación por parte del Estado de proveer educación gratuita para todos los niños hasta los 14 años. En este marco en el 2001, el gobierno Indio estableció el Proyecto de Educación Básica (Sarva Shiksha Abhiyan), con la meta de incorporar a la educación primaria a 20 millones de niños indios de las localidades más pobres y comunidades minoritarias, así como niños con necesidades especiales. En ese año India tenía el 25% de niños fuera 12 Banco Mundial. Se ha observado en este tiempo una redistribución sectorial en la economía, en tanto que en el año de 2001el 58% de trabajadores se encontraba en el sector agrícola, 4% en la Construcción, 4% en Transportes y comunicaciones, 9% en Servicios Sociales, Personales y Comunitarios, 11% en Hoteles, restaurantes y comercio, 13%en la manufactura y el 1% en Servicios Financieros y Seguros, en Eguren Valera, Iñigo. La situación de los pobres en la India moderna en Óp .Cit. 13 Naciones Unidas.

55


del sistema escolar de todo el mundo. El Proyecto se mostró ambicioso en sus objetivos: inscribir a todos los niños de 6 a 14 años en la escuela y brindarles educación primaria, que como resultado, pretende reducir brechas de género y sociales, a través de apoyos evitar la deserción y proporcionar educación de alta calidad con el fin de que todos los niños que se inscribieran, pudieran terminar hasta el octavo grado. Los resultados fueron loables, entre su implementación y el año 2009, la cantidad de niños fuera del sistema escolar se redujo de 25 millones a 8,1 millones y según datos del Banco Mundial para el año 2011 59.2% de mujeres mayores de 15 años podían leer y escribir y el 65.8% estaban accediendo al menos a la inscripción de la secundaria.

La ley en la India y el acceso a la educación y el trabajo Con respecto a las mujeres y sus derechos, los hacedores de la Constitución India se preocuparon por establecer diversas garantías: - - - - -

Art. 14: garantiza la igualdad de todas las mujeres. Art. 15: la no discriminación por razón de sexo por el Estado. Art. 16: Igualdad de oportunidades en el empleo público. Art. 39: Establece la equidad del salario al mismo trabajo ejercido. Art. 42: Permite al Estado establecer disposiciones que aseguran condiciones de trabajo justas y humanas y permisos de maternidad, entre otros. - La enmienda 73 y 74 reserva el 33% de los escaños del tercer nivel de gobierno (instituciones locales urbanas y rurales) a las mujeres. Además de estos artículos, existe una Ley para las Mujeres y un Ministerio para el Desarrollo de la Mujer. Sin embargo el entorno social al que se enfrentan estas iniciativas a menudo obstaculizan los resultados que podrían alcanzar, por ejemplo, la tradición de la herencia de tierras, las mujeres no podían ser sujetos al acceso efectivo de la tierra y a la propiedad, sólo hasta las reformas del año 2005 disfrutan del mismo estatus que los hombres y aun así las fuertes tradiciones de heredar a los hijos varones y de la dote, dificultan mucho este aspecto. Además de estos avances en la legislación, existen varios programas sociales que cuentan con el apoyo de numerosas ONG's nacionales e internacionales impulsando el desarrollo de niños y niñas, tratando de establecer mecanismos de inserción laboral y social de las mujeres, en especial de aquéllas que por su condición económica y de casta se encuentran marginadas y también, de aquéllas que se encuentran en el medio rural, ejemplo de ello

56


es la Mahatma Gandhi National Rural Employment Guarante Act (NREGA) promulgado por una ley el 25 de agosto de 2005, y que actualmente proporciona una garantía legal de 180 días en cada año fiscal (eran 100 días en sus inicios) y, está enfocado en los adultos de hogares rurales que deseen integrarse haciendo trabajo no cualificado en obras públicas de su comunidad o comunidades muy cercanas (un ratio no mayor a 5km), por un salario mínimo de 100 rupias diarias e incluye centros de cuidado infantil para las mujeres que lo requieran en su lugar de trabajo. Esta ley persigue dos objetivos: el primero es proporcionar un ingreso por un trabajo a personas no cualificadas y el segundo es crear infraestructura en esas áreas marginadas, como carreteras, depósitos de agua y obras de saneamiento que ayuden a paliar las dificultades de las comunidades más pobres de la India.14 Adicionalmente las mujeres que participan de estos proyectos logran acceder en algunas ocasiones no sólo a un salario mínimo, si no a créditos bancarios y al desarrollo de capacidades que les permiten insertarse de forma más positiva en el ámbito laboral, por lo que este programa ha resultado muy exitoso. Existen otro tipo de proyectos como los Grupos de Autoayuda, mujeres que se asocian de manera independiente en federaciones en las que se muestra a las mujeres cómo ahorrar, se capacitan en diversos oficios y se les alfabetiza, además de integrarlas para solucionar problemas en sus comunidades, lo cual refuerza su confianza y autoestima, como también proporcionarles los medios económicos básicos para poder hacer frente a sus dificultades o emprender pequeños proyectos. El SEWA, (Self Employment Women's Association) nacido en Gujarat, como un sindicato de mujeres pobres, acabó extendiéndose por todo el país, protegiendo a las mujeres de los intermediarios y tratando de garantizar condiciones de trabajo dignas, incluido el salario que perciben. En 1974 abrió su propio banco y actualmente agrupa más de 95 cooperativas en categorías como: textiles, artesanales, servicios, comercio y agricultura.

Tasa de participación femenina en la fuerza laboral (TPFFL) Las mujeres en la India se enfrentan a la gran disparidad del acceso a la educación y el empleo, no sólo por su condición de género, sino también, por las normas sociales, religiosas y culturales que imponen estereotipos de roles de género que implican segregación laboral. Además de la pobreza estructural, el acceso a los recursos básicos de supervivencia como alimentación, el cuidado de su salud, las altas tasas de mortalidad materna y violencia doméstica les dificultan aún más el acceso a la educación y por ende al empleo. 14 Observatorio Ciudades Incluidas, Comisión de Inclusión Social, Democracia Participativa y Derechos Humanos de CGLU. MNGREA.

57


Por ejemplo, los dalit o intocables conforman un quinto de la población, 90% viven en la ruralidad y 80% de ellos son analfabetas, las oportunidades de acceso a un empleo formal son casi nulas para ellos, y en caso de que logren insertarse en el empleo remunerado, lo harán como sirvientas, jornaleras o trabajadoras de sectores de alto riesgo, empleos en los que el desgaste físico puede ser muy grande como el de la construcción, con muy bajos salarios y ninguna prestación. “La segregación ocupacional parece desempeñar un papel importante en imponer limitaciones a las mujeres: en India, las mujeres tienden a estar agrupadas en ciertas industrias y ocupaciones, como la agricultura de subsistencia, el comercio, los servicios básicos y la producción artesanal.”15 Existe además una tendencia a infravalorar el trabajo de las mujeres, ya que el trabajo del hogar y no remunerado que ejercen en sus comunidades y tierras no es contabilizado por no tener un impacto monetario en el hogar, sin embargo, realizan tareas como el acarreo de agua, la pizca en los campos, hechura y venta de comida, recogen leña, además de ser responsables del cuidado infantil, de los ancianos y enfermos en sus casas, que muchas veces resultan ser las casas de familias extendidas, donde no sólo han de cuidar de los miembros de su familia, sino también, servir a la familia política. Estas características promueven la elección de trabajos a tiempo parcial como única opción que permita equilibrar el trabajo con las responsabilidades familiares. La Tasa de Participación Femenina en la Fuerza Laboral (TPFFL) en India en comparación con el mundo, es baja, concentrándose en las zonas rurales y el sector agrícola, en las zonas urbanas apenas llega a un 25% y aun cuando en las zonas rurales se mantiene casi al doble, ha mantenido un ritmo a la baja. Sin embargo, resulta alentador que cuando se añade a la TPFFL el número de mujeres matriculadas en la escuela entre los 15 y 59 años de edad, la tasa aumenta casi 31%.16 Por su parte, en la India urbana las mujeres que se logran insertar en empresas formales son de clase alta y con un alto grado de educación, un ejemplo de ello es la industria del software en la que representan un 30% del total, teniendo acceso a equidad tanto en salarios como en el acceso a los ascensos17,también existen médicos, ingenieras, jueces, profesoras de Universidad, financieras, empleadas bancarias, comunicadoras y otras ocupaciones relacionadas con el mundo de las artes y la ciencia.18 Sin embargo la existencia de estas mujeres también implica el de las otras mujeres, es paradójico que 15 Redacción de la OIT, India: ¿Por qué disminuye la participación de las mujeres en la fuerza laboral?, (Consultado en noviembre de 2015), disponible en: <http://www.ilo.org/global/about-the-ilo/newsroom/comment-analysis/WCMS_204801/lang--es/index. htm>. 16 Elborgh-Woytek, Katrin et al. Las mujeres, el trabajo y la economía: Beneficios macroeconómicos, de la equidad de género. Documento de análisis del personal del FMI. Septiembre de 2013/SDN/13/10. (Consultado en noviembre de 2015), disponible en: <https://www.imf.org/external/spanish/pubs/ft/sdn/2013/sdn1310s.pdf>. 17 Alvarez, Priya. Entre la tradición y la contradicción. La situación de las mujeres en la India en Óp.Cit. pp.79-80. 18 Si se desea ahondar en las mujeres pertenecientes a este sector consultar a Ananda Arora (1991), en The Women Elite in India.

58


las oportunidades de unas sean auxiliadas por el sometimiento y falta de oportunidades de las otras. Dentro del sector público, en un país de tantos contrastes, la India ha sido un ejemplo en cuestión de política, las mujeres han ocupado importantes cargos, tal es el ejemplo de Indira Gandhi, la Presidenta Pratibha Patil, la líder del Partido del Congreso, Sonia Gandhi y la presidente de la Cámara de Representantes del Parlamento, Meira Kumar. Los partidos cuentan también con una alta cantidad de candidatas, como resultado de ello en 2009, 58 legisladoras formaban parte del Parlamento, lo que nos invita a cuestionarnos la procedencia de casta, región y el acceso a la educación de estas mujeres que es completamente diferenciado a los casos que observamos con anterioridad. La realidad de una mujer de Kerala, donde la alfabetización es casi del 100% y es uno de los estados más prósperos de la India, será completamente distinta a cualquier estado en el norte dónde encontramos las tasas de alfabetización más bajas y el crecimiento económico más modesto de la India como Rajasthann, Uttar Pradesh y Madhya Pradesh. A este respecto podríamos decir que el acceso al poder de las mujeres, daría oportunidad de representar una mejora en las prioridades del gasto que tenga un efecto multiplicador en la atención médica, la nutrición, la educación y el acceso al cuidado reproductivo y materno de todas las mujeres, sin embargo, los avances en esta materia son muy lentos. Dinámicas que perpetúan la pobreza y el atraso en zonas rurales, por ejemplo, en su política educativa. Incentivando el gasto en Universidades e Investigación y Tecnología pero constriñéndolo en los niveles básicos, de esta forma aún con sus cuotas19 para sectores menos favorecidos en las Universidades y el sector público, los más pobres no tienen un acceso real a estas oportunidades, son quienes ya se encuentran medianamente favorecidos por estas cuotas quienes las seguirán aprovechando, y no obstante de revertir esa segregación, la institucionalizan. Aun regionalmente podemos observar que a menores niveles de ingreso la tasa de participación femenina de la fuerza laboral (TPFFL), es mayor debido a la necesidad económica, y que se estanca o tiende a cero en las clases medias y es indirectamente proporcional a la educación e ingreso del esposo, sin embargo la TPFFL en clases con altos niveles de ingreso y educación aumenta considerablemente dependiendo de las condiciones de mercado como lo son salarios y prestaciones sociales, así como el acceso a servicios domésticos.20 19 El 15% de los puestos en las Universidades y colegios públicos se reservan para los “intocables”y 7.5% para los miembros de las tribus minoritarias. Mata Carnevali, María Gabriela (2008). India: Educación con “reservas”. EDUCERE. La educación en el Mundo, Año 12, No. 42. Julio-Agosto-Septiembre, P.p. 635-643. 20 Elborgh-Woytek, Katrin et al. (Consultado en noviembre de 2015), disponible en: <https://www.imf.org/external/spanish/pubs/ft/ sdn/2013/sdn1310s.pdf>. 21 Lahoti, Rahul (2013).

59


En los años de 2009-2010, Lahoti (2013)21 indica que el sector agrícola representaba el 68.4%, siguiéndole el sector servicios con 15.8%. Este autor reconoce la importancia regional de estas variables, por ejemplo: los estados del Este muestran la menor participación laboral con un 22.6%, mientras que en los estados del Sur se concentraba el 51% del empleo femenino, pero aun cuando el Este forma parte de los estados más pobres, el 18.7% está involucrado en la manufactura en comparación con el 9.8% promedio. La manufactura de tabaco y algunos derivados de la madera están entre las principales fuentes de empleo. Las mujeres del Noreste se emplean más en la construcción comparada con cualquier otra región. Una posible explicación podría estar en las tradiciones, que podemos observar de forma indirecta en el comportamiento político de estos estados, “en el Norte y Oeste tienen mucha más cabida para las políticas sectarias basadas en la religión mucho más que en el Sur y el Este del país, donde los partidos centrados en religiones no han tenido el mismo éxito electoral”.22

Conclusión Podemos concluir que el atender los desequilibrios de género es un importante peliador de la pobreza y la desigualdad, y tiene efectos multiplicadores en la economía a largo plazo. Por tanto, si la India tiene esperanzas de conservar el alto crecimiento económico, tendrá eventualmente que atender la gran cantidad de gente que vive en pobreza extrema, así como echar mano de políticas públicas que contengan enfoques de género, que permitan a las mujeres acceder a una mejor educación, alimentación y salud que a su vez se conviertan en mejores oportunidades de empleo, lo que reducirá la pobreza extrema en este país. Una mayor PFFL y un mayor nivel de ingresos de las mujeres darían lugar a un mayor grado en escolarización, nutrición y salud de sus hijos, rompiendo el círculo de miseria en el que se encuentran. El dilema será, en dónde insertar esas generaciones que están ahora con bajos niveles educativos y que por las condiciones imperantes en sus entornos no podrán seguir estudiando. Millones de personas con baja cualificación y, sin sectores intermedios industriales capaces de absorber esta mano de obra, es un reto de la administración India en los próximos años, que en caso de lograr resolverlo, sería un paradigma en el desarrollo económico mundial. Respecto a la escolarización de las niñas rurales, se podrían crear incentivos como las transferencias indirectas por la finalización de ciertos grados de educación a los padres, así como el acceso a agua potable, instalaciones sanitarias adecuadas y mejora de los 22 Amartya, Sen (2001).

60


sistemas de transporte, aunado a un cambio en la percepción de sí mismas como parte de la sociedad y los roles de casta y género que normalmente asumen, educando a las niñas se podrá educar a la generación que educará a los hijos de la siguiente generación, creando un círculo virtuoso de empoderamiento de las mujeres. Tal como lo dice Castanyer “El crecimiento del empleo productivo es primordial para una reducción constante de la pobreza y para dar seguridad alimentaria en países de bajo ingreso, dado que el trabajo es el principal activo de la mayoría de los pobres.”23 El acceso a microcréditos y a los insumos productivos podría ser una solución al problema del empleo de baja cualificación, quizá la respuesta de las problemáticas femeninas pudiera recaer en las mismas mujeres, con un poco de financiamiento y capacitación que les permita emprender pequeños proyectos productivos o cooperativas, absorbiendo la mano de obra excedente, informal y sin remuneración que ahora está concentrada en el sector agrícola, sólo el éxito de los diferentes proyectos de ONG's que laboran de esta forma podrán proveernos de datos en los próximos años, para desmentir tal hipótesis. El acceso a las mujeres en el poder, podría mejorar su situación en la mesa de diálogo político, a focalizar el gasto en áreas que requieran atención para alcanzar la equidad, que no sólo incluyen las condiciones humanas primarias y educativas, si no la infraestructura de sanidad en zonas urbanas y rurales, el acceso a agua potable, proyectos de saneamiento y carreteras; pero también cambiar poco a poco modelos positivos de femineidad para las niñas de generaciones futuras. Por último, el mantener condiciones de igualdad en las empresas indias, les permitiría aprovechar mejor el talento existente y el gasto educativo que se realiza en las mujeres de altos ingresos económicos, así como de las mujeres que a causa de las cuotas reservadas han logrado proseguir con sus estudios. Según el FMI, el personal gerencial femenino ofrece mejores capacidades para atender mercados de consumo tradicionalmente dominado por mujeres, y de la misma forma introducirlas en las juntas directivas, permitiría tener una gama más amplia de perspectivas y reducir los riesgos financieros, que normalmente realizan en su mayoría los operadores masculinos.24 Flexibilizar entonces el mercado laboral femenino desde cualquier punto de vista económico para la India es un ganar-ganar, las contradicciones sociales son el reto principal a vencer, sin embargo las políticas educativas y de autoayuda por parte de las ONG’s, pueden ser un instrumento muy eficiente en el cambio estructural que refuerce el patrón 23 Castanyer Bonnin Prisca (2006). 24 Elborgh-Woytek, Katrin et al. Op Cit.

61


inexistente de la industria de baja cualificación y ser un sustituto de oportunidades incluyente en el sector formal a medida que el cooperativismo y el acceso a créditos fuese posible, en combinación con políticas sociales, económicas y educativas focalizadas.

Referencias: • Amartya, Sen (2001). Many faces of gender Inequality. Frontline, Vol. 18 – issue 22, Oct. 27-Nov. 09. (Consultado en noviembre de 2015), disponible en: <http://www. frontline.in/static/html/fl1822/18220040.htm>. • Banco Mundial. Banco de Datos Mundial, (Consultado en noviembre de 2015), disponible en: <http://databank.bancomundial.org/data/reports.aspx?source=2&country=IND&series=&period>. • Banco Mundial. Indicadores de Género, Banco de Datos Mundial. (Consultado en noviembre de 2015), disponible en: <http://datos.bancomundial.org/indicador>. • Castanyer Bonnin Prisca (2006). El mercado laboral indio. Estudios de Asia y África, vol. XLI, enero-abril, pp. 139-158. El Colegio de México, A.C. Distrito Federal, México. • Donostia-San Sebastián comp. (2010). La India del siglo XXI a debate. Una mirada a los Derechos Humanos, el género y el desarrollo. Calcuta Ondoan. • Elborgh-Woytek, Katrin et al. Las mujeres, el trabajo y la economía: Beneficios macroeconómicos, de la equidad de género. Documento de análisis del personal del FMI. Septiembre de 2013/SDN/13/10. (Consultado en noviembre de 2015), disponible en: <https://www.imf.org/external/spanish/pubs/ft/sdn/2013/sdn1310s.pdf>. • Himanshu, Jah, Yogesh Kumar. Los efectos acumulados de la desigualdad. (Consultado en noviembre de 2015), disponible en: <http://www.socialwatch.org/es/node/10397>. • Lahoti, Rahul (2013). Economic Growth and Female Labour Force Participation in India, Working paper no: 414. Indian Institute of Management Bangalore, India. (Consultado en noviembre de 2015), disponible en: <http://www.iimb.ernet.in/research/sites/ default/files/WP%20No.%20414_0.pdf>.

62


• Mata Carnevali, María Gabriela (2008). India: Educación con “reservas”. EDUCERE. La educación en el Mundo, Año 12, No. 42. Julio-Agosto-Septiembre, P.p. 635-643. • Naciones Unidas. Objetivos de Desarrollo Del Milenio y más allá. (Consultado en noviembre de 2015), disponible en: <http://www.un.org/es/millenniumgoals/education. shtml>. • Observatorio Ciudades Incluidas, Comisión de Inclusión Social, Democracia Participativa y Derechos Humanos de CGLU. MNGREA (India): Ley nacional de Garantía del Empleo Rural Mahatma Gandhi. (Consultado en noviembre de 2015), disponible en: <http://www.uclg-cisdp.org/sites/default/files/India%20MGNREA_2010_es_FINAL. pdf>. • Redacción de la OIT, India: ¿Por qué disminuye la participación de las mujeres en la fuerza laboral?, (Consultado en noviembre de 2015), disponible en: <http://www. ilo.org/global/about-the-ilo/newsroom/comment-analysis/WCMS_204801/lang--es/ index.htm>.

63


COMUNIDADES RELIGIOSA E INTOCABLES: LA RELIGIÓN COMO INSTRUMENTO DE LA POLÍTICA ELECTORAL Y LA POLÍTICA COMO ESPACIO DE AFIRMACIÓN DE LOS INTOCABLES EDUARDO NÚÑEZ MAYEYA

El presente ensayo corresponde al tema de la influencia de la religión en el desarrollo de la sociedad india. Específicamente, el propósito del mismo es responder qué relación se da actualmente entre la religión y la política en cuanto a las comunidades y castas se refiere. En primer lugar, sobre esto, es importante considerar que no hay una definición absoluta de nada, y el hinduismo no es una excepción, sin embargo, se le ubica con un conglomerado complejo de creencias que se encuentran presentes en el itinerario cotidiano de la sociedad india. Por consiguiente, es importante destacar la presencia de múltiples creencias, lenguas e identidades entre la población india que en su momento, pueden ser parte de antagonismos concretos en cuanto a política y religión se refiere, por ejemplo, la existencia de grupos musulmanes e hindúes. Cabe mencionar que la historiografía acerca de los conflictos entre ambas comunidades, ha puesto atención en distintos ángulos; es por eso que se encuentran trabajos como The Other Side of Silence (1998) de Urvashi Butalia, en el cual redime la memoria de los protagonistas de la violencia que se suscitó a raíz de la Partición de 1947, cosa muy rescatable si se tiene en cuenta que el Estado indio ha omitido, por no decir, ignorado, ese pasaje oscuro de su historia. Asimismo, estudios como The Production of Hindu Muslim Violence (2003) de Paul R. Brass, abordan las raíces, contradicciones y representaciones imaginarias y materiales que orillaron a ambas comunidades al enfrentamiento, igualmente, destaca el papel del discurso post Partición, el rol de la propaganda estatal, y de la policía como institución coercitiva del Estado en dicha cuestión. No obstante, en segundo lugar, el objetivo de este trabajo no es repetir lo que ya se ha dicho, por el contrario, no deja de ser extraño que actualmente se mencione la desigualdad entre castas, específicamente, en el caso de los dalit o intocables y otras castas menores, ni es poca cosa que parece existir una irresponsabilidad de parte del Estado en trabajar en favor de la paz entre hindúes y musulmanes cuando se sospecha que hay partidos con una clara tendencia hacia la parte hindú. Es por esto que en este ensayo se desarrolla

64


la relación de la religión en la sociedad india desde el punto de vista de la política. Por ende, fue necesario revisar las posturas que Ambedkar y Gandhi tuvieron en torno a la democracia, el sitio de los dalit en la sociedad y el igualitarismo, esto es importante dado que nos aporta nuevos elementos de interpretación y de rastreo de intereses, así como de influencia de corrientes como el marxismo en el caso de Ambedkar. Esto nos lleva a sugerir que la política se manifiesta en distintos ámbitos que afectan para bien y para mal al ser humano, por un lado, la religión, por otro, un estado constante de violencia; y finalmente, el reclamo de un lugar en la sociedad que en palabras de Henri Lefebrvre, podemos denominarlo como espacio social, el cual, conduce a la afirmación de un espacio que incluye relaciones de identidad, presencia de fuerzas económicas, y personalidad jurídica en el entendido de que se sitúa dentro de un sistema.

Política y religión en la India de Modi: repercusiones políticas de las castas y comunidades religiosas Religión y la política son dos de los muchos ámbitos en los cuales se suele desenvolver el ser humano históricamente. Es importante aclarar esta parte histórica como el elemento de trascendencia del sujeto que cada uno tiene en el devenir de sus sociedades, o en el curso de su vida individual, en suma, su desempeño e ideas son cambiantes con el paso del tiempo. Igualmente, las nociones que se tienen acerca de determinada religión o línea política sufren transformaciones desde las propias ideas de sus practicantes, o bien, a partir de los estatutos por los cuales se crean sus cimientos a nivel constitucional o institucional.1 Es por esto que no podemos determinar una única definición de Hinduismo, como tampoco podemos hacer con el Islam, ni con otro tipo de culto, sin embargo, sí se pueden identificar determinadas características que atañen a su conjunto en específico. En su segundo tomo de la serie Sociedad, Violencia y Poder. De las Religiones Axiales a la Modernidad (2013), Jorge Federico Márquez Muñóz establece una clasificación de civilizaciones y religiones de los últimos dos milenios. En primer lugar, a India y al Hinduismo los sitúa junto con las creencias de China en lo que él denomina como “civilizaciones y religiones de la compasión limitada” que define del siguiente modo: “… buscan instaurar la compasión universal y sin embargo, luchan exclusivamente contra el sacrificio humano e implantan leyes universales y abstractas, pero sobre la base de una jerarquía rígida y explícita…”2 1 Para mayor información sobre la variabilidad y reconfiguración de las religiones como doctrinas, prácticas y tradiciones en momentos históricos o decisivos, y específicamente acerca del hinduismo. Véase Brian K. Smith, “Questioning Authority:Constructions and Deconstructions of Hinduism” in International Journal of Hindu Studies, Vol. 2, No. 3, December 1998, p.314. 2 Jorge Federico Márquez Muñóz, Sociedad, Violencia y Poder. De las religiones axiales a la modernidad, Tomo 2, México, UNAM, 2013, p.18. Las cursivas son mías.

65


Por otro lado, al Cristianismo y al Islam los ubica en el concepto del igualitarismo subordinado, según el cual no hay una jerarquía del tipo de las de compasión limitada, dado que heredan los esquemas de organización social de las polis griegas, el derecho romano, entre otros. Por último, lo que conceptualiza como religión moderna o de expectativas crecientes, es aquel bagaje de progreso surgido de la modernidad que persigue la igualdad social, política o socioeconómica. Si se piensa que un problema en India desde 1947 ha sido precisamente, la obtención de esos propósitos que asume la llamada religión moderna, y que hoy es notoria la polarización por un lado, entre la gran modernización y proyección de “cerebros” entre los estudiantes indios o las cuantiosas sumas de inversiones en ciencia y tecnología, y la pobreza extrema y violencia comunal por otro; se puede afirmar que el objetivo de crear una sociedad civil con igualdad social, política y económica no ha sido alcanzado. Es en este punto donde se nota como manifestaciones de estas contradicciones, el hecho de que en tiempos recientes, surjan diferencias políticas de las poblaciones y comunidades religiosas respecto a organizaciones como el partido nacionalista hindú Bharatiya Janatala (BJP) o la inclusión política de los indios según la categoría de ciudadanos, y la manutención de la organización de castas a la par de esto. Por lo que se refiere al primer punto, el gobierno del primer ministro indio, Narendra Modi, del BJP ha trabajado en favor de la modernización del país. Indudablemente, los índices del PIB se han mantenido en un nivel creciente, y entre las críticas que ha tenido en cuanto a lo económico está el incremento de emisiones de dióxido de carbono, es decir, se puede decir que las reformas de Modi no solamente han imitado a China en cuanto a desarrollo económico se refiere, también en cuanto a contaminación.3 Ahora, si bien esta es una de las críticas que tiene Modi como primer ministro en cuanto a su programa de crecimiento económico y no se relaciona del todo con el tema de este ensayo, si tiene que ver con el curso de su administración en tanto que el otro gran punto que se le cuestiona, son sus acciones en torno a la resolución de disputas sectarias. Concretamente, hay que situarnos en las últimas elecciones que tuvieron lugar en Bihar. Hay que decir que con los 29 Estados y dos territorios, India es un país con campaña política permanente. Pues bien, del 12 de octubre al 5 de noviembre pasado tuvo lugar las elecciones legislativas en el Estado de Bihar, el cual es el tercero con mayor población en India. Por un lado, Narendra Modi encabezó el prestigio y poder del BJP, por otro lado, Nitish Kumar representó a la oposición compuesta por el Janata Dal United Party. 3 “He has set India a target of expanding GDP by 8% a year. If it comes close to meeting that target, emissions will soar, just as China´s have done. “India and the Environment. Catching up with China”, in The Economist, October 10th, 2015, p.39.

66


Conviene subrayar que entre las críticas que Kumar ha efectuado hacia Modi está el que le responsabilizó por un pogromo antimusulmán que tuvo lugar en 2002 en Gujarat, lo cual, es otra de las manchas negras de su administración. Es importante mencionar que no hay evidencias para afirmar que el Estado y el BJP convinieron o realizaron dicho acto, no obstante, se les critica que tampoco hicieron algo por evitarlo, y esas mismas críticas fueron en gran medida, el argumento por el cual se logró la coalición entre Nitish Kumar “Lalu” Prasad Yadav, cosa que fue vista como “la gran alianza” en India tras fusionar al poder tecnócrata con el que promueve intereses tradicionales de castas respectivamente. No obstante, vale destacar que Yadav fue jefe ministro de Bihar de 1990 a 1997, que es presidente del Rashtriya Janata Dal, otro partido político importante, y que ha sido miembro parlamentario en distintas ocasiones, y protagonista de diversos casos de corrupción, promoción de políticas según la casta y discriminación. Por tanto, el problema de la influencia de la religión en la política está presente en ambas opciones. Se afirma que el BJP está identificado con castas superiores, mientras que la coalición llamada Alianza Democrática Nacional (NDA) incluye en su representación a los hindúes empobrecidos, los dalits o intocables y castas inferiores: “As in other states, the BJP´s natural supporters are upper castes. But the party´s coalition, the National Democratic Alliance (NDA), also includes groups representing the most disadvantaged Hindus, the Dalits or those formerly considered “untouchable”.”4 Por otro lado, esto se torna relevante cuando se suscitan cosas como el linchamiento de un musulmán y su familia originarios de Dadri, una villa al norte de India en septiembre pasado por vender carne de res, lo mismo en agosto cuando se asesinó al escritor M.M. Kalburgi tras ser denunciado por adoración de ídolos, o bien, la muerte de un legislador de Jammu y Kashmir por comer carne. Sobre esto, la respuesta de Modi ha sido mantener la armonía entre las comunidades, sin embargo, no hay crítica de su parte a dichas acciones, y por consiguiente, se le acusa de colaborar con la creciente intolerancia del país, durante las elecciones hubo preocupación en torno a que el BJP tuviese como base de sus políticas a los hindúes en detrimento de otras comunidades.5 Finalmente, la coalición del Janata Dal United (JDU), el Rastriya Janata Dal y el Partido del Congreso, o la Mahagathbandhan (gran alianza) se alzó el 9 de noviembre del año en curso con la victoria en Bihar obteniendo 178 de 243 escaños en el Parlamento Estadual, mientras que el BJP consiguió solamente 58. Para entender la relevancia de esto, hay que aclarar que el Parlamento de Bihar se compone de dos cámaras, la Lok Sabha o Cámara Baja del Poder Legislativo Nacional, y la Rajya Sabha o Cámara Alta 4 “Indian Elections. The Battle for Bihar”, in The Economist, October 17th, 2015, p.45. 5 “Intolerable. The ugliness of Indian politics threatens to scupper Narendra Modi´s grand visions” in The Economist, November 7th, 2015, p.38. Este artículo aporta mayor información sobre los casos de violencia descritos y sobre las percepciones de la población de Bishar acerca del desempeño del gobierno en la critica de las muertes, y la sospecha de apoyarse en hindúes.

67


del mismo, se necesita la aprobación de ambas cámaras para aprobar alguna ley, es por eso que una victoria del BJP habría sido determinante para las metas de Modi. Roberto Castellanos Fernández afirma que: El BJP cuenta con apenas 48 escaños (64 en unión con sus aliados) en ese órgano, 20 menos que su gran rival: el opositor Congreso Nacional Indio, dirigido por Sonia Gandhi. En un intento por revertir esa situación, Modi se lanzó a una campaña polarizadora que resultó ser fallida al llevar al campo de la Mahagathbandhan el 84% del voto musulmán, un grupo que representa el 17% de la población del Estado.6 Pero, ¿qué se sabe de esta campaña polarizadora?, ¿y cómo pudo conseguir la victoria o siquiera formarse, una coalición en la cual, “Lalu” Prasad Yadav fue vencido en las elecciones con su historial de corrupción en 2005 por Nitish Kumar y ahora compitieron juntos en contra del BJP de Modi? La respuesta puede encontrarse con suma probabilidad en la relación que guarda la recompensa o “reservas” entre los partidos y los votantes. Es decir, si no se puede cumplir con las promesas hechas en campaña, lo que sí se puede hacer es conceder sitios a determinadas castas en la universidad o en puestos de gobierno, esto es, una recompensa por ser votantes. Así: “Bad governments cannot keep promises of building good roads or supplying reliable electricity. But they can reward their voters with “reservations” for their castes of places in college or of government jobs”.7 En última instancia, el BJP y la Mahagathbandhan fomentan la continuidad de preferencia de castas y violencia comunal al tomar como base a determinada comunidad, y en ese sentido, la religión funciona como un instrumento político para beneficio de alguna facción.

La política y la religión al servicio de las comunidades religiosas y las castas, ¿o a la inversa? Para definir lo que es la casta, no hay que concebirla como algo ajeno a las relaciones políticas y socioeconómicas, asimismo, es más que una simple jerarquía entre puros e impuros. Puede decirse que es un sistema de organización social en el cual, hay especificidades en torno al trabajo que a cada miembro le corresponde, y su lugar en la sociedad. Considerando lo explicado, actualmente, Kanhaya L. Sharma la define así: “Caste has become a system of oppression, a scheme of social disabilities and hindrances like any other system of inequities. It is a means of political mobilization, of discrete 5 Roberto Castellanos Fernández, “Bihar frena al primer ministro indio” en Prensa Latina. Agencia Informativa Latinoamericana, 9 de noviembre de 2015. Consultado el 11 de noviembre de 2015 en http://prensa-latina.cu/index.php?option=com_content&task=view&idioma=1&id=4327801&Itemid=1. 7 “Intolerable. The ugliness of Indian politics threatens to scupper Narendra Modi´s grand visions” in The Economist, November 7th, 2015, p.38.

68


use for specific gales, and more for seeking reservations in educational institutions and government services.”8 Así, la casta como sistema se desenvuelve en términos de división laboral, comensalía, movilización política y violencia. La historiografía nos dice que la relación entre casta y Estado puede situarse en 1881 aproximadamente con el censo de 400 tribus y razas según se registró desde perspectivas orientalistas decimonónicas. De acuerdo con Denzil Ibbetson en su artículo “Punjab castes”9, el propósito de clasificación de castas del censo no se cumplió dado que en su opinión, no hay una descripción uniforme de lo que es una sociedad de castas, por lo cual, las nociones actuales son producto del Imperialismo Británico. Por otro lado, Nicholas B. Dirks considera a la casta como un fenómeno político durante y posterior al Raj británico, por lo cual, se entendería que las castas aspirasen a espacios sociales para su desarrollo, en palabras de Dirks: “It was under the British rule that “caste” became a single term capable of expressing, organizing, and above all, “systematizing” Indiás diverse forms of social identity, community, and organization. In short, colonialism made caste what it is today”10 Ahora bien, Raj S. Gandhi establece a partir de 1947 se dio una politización de las castas con la nueva constitución, y que ahora, las castas perciben la utilidad de la política y las elecciones para conseguir un sitio en la sociedad dado que en el pasado, se les excluyó de ello por tradición.11 En cuanto a los intocables, Partha Chatterjee expone que en las democracias modernas, existe una contradicción constante entre los propósitos de civilidad universal, libertad individual e igualdad de derechos más allá de diferencias religiosas, raciales, lingüísticas o culturales; y las minorías que necesitan algunas consideraciones para equipararse con el resto de los grupos sociales.12 En el caso de India, específicamente se encuentra esto en el principio de igualdad que estableció la Constitución de 1950 en su artículo 17 con la abolición de la intocabilidad y la posterior práctica de la discriminación positiva que se ha orientado hacia los intocables. Conviene subrayar en este punto, las posiciones de Gandhi y Ambedkar. Mientras Gandhi concebía a la casta como un elemento propio del hinduismo, y realizaba una separación entre lo religioso y lo político, Ambedkar consideró que la casta era un punto en común entre lo social y lo político, de ahí que el Estado a través de sus instituciones tuviese 8 Kanhaya L. Sharma, “Is There Today Caste System of there is only Caste in India?” in Polish Sociological Review, Polonia, Polskie Towarzystwo Socjologiczne, No. 178, 2012, p.247. 9 Denzil Ibbetson, “Punjab Castes” in S.Baily, Caste, Society And Politics In India, Cambridge, Cambridge University Press, 2000, pp.138-143. 10 Nicholas B. Dirks, Castes of Mind: Colonialism and the Making of Modern India, Delhi, Permanent Black, 2003, p.5. 11 Raj. S. Gandhi, “The extremes of ethnic violence: some explanations of upper castes-scheduled castes conflicts in India” in Humboldt Journal of Social Relations. Race Gender & Ethnicity:Global Perspectives, Vol. 19, No. 2., 1993, p.381. 12 P. Chatterjee, The Politics of the Governed: Reflections on Popular Politics in Most of the World, Nueva York, Columbia University press, 2004, p.29.

69


la obligación de eliminar. Este fue el antecedente de las cláusulas de reservación o discriminación positiva, que, como se vio con Modi, los partidos emplean para obtener capital político, es decir, concesiones de puestos laborales o en las universidades para los intocables y castas bajas. Sobre esto, hubo Comisiones de Clases Atrasadas en 1955, sin muchos frutos, y en 1989 que extendieron dichos puntos durante el gobierno del Partido Janata Dal con V. P. Singh como primer ministro. Por lo que se refiere a los grupos privilegiados en cuanto a casta y posición social, su reacción fue la siguiente: “Ellos culpaban a la fuerza negativa del a discriminación positiva de ser responsable del fortalecimiento de la desigualdad y de la identidad de casta, posición que mantienen a pesar de que la liberalización de la economía y la globalización han acallado de alguna manera la importancia del sector público.”13 Ahora bien, Ambedkar también se pronunció por la abolición del hinduismo para eliminar de manera definitiva a la casta. Por otro lado, se sirvió de categorías como clase y raza para exponer paralelismos con la situación de los intocables, parte de esa influencia marxista y del modelaje que dio a su pensamiento puede notarse en situaciones como las traducciones de “Salario, trabajo y capital” del Capital de Karl Marx y panfletos comunistas en su periódico Janata durante la década de los treinta. De ahí que uno de los argumentos de Ambedkar en contra del hinduismo, fue que, como en las relaciones de producción del capital, donde el trabajo y la plusvalía establecían jerarquías de estratificación social; en el caso del hinduismo, se imponen trabajos para cada casta, y en el caso de los intocables, esto cuenta como un sacrificio que en realidad no vale, es lo más degradante, impuro y ajeno a la sociedad india. Sobre esto, Anupama Rao menciona que: “En suma, Ambedkar confrontó el embate entre dos historias del cuerpo: por un lado, el cuerpo trabajador como un sitio de producción de valor y, por el otro, la naturaleza desechable del cuerpo que realiza un trabajo degradado sobre el otro. Así, la imposibilidad de intercambio de trabajo degradado planteaba un límite a la teoría del valor que dependía, también, de un modelo de intercambio social.”14

Conclusión En síntesis, actualmente, el hinduismo como elemento religioso es empleado por la política como un instrumento para la obtención de votantes y posteriores escaños en el Parlamento. El partido que se nutra de más adeptos podrá conseguir facilidades en la aprobación de leyes, lo que el sociólogo francés, Pierre Bourdieu llama un capital 13 Ishita Banerjee, “Justicia y jerarquía en la democracia India” en ISTOR Historia Reciente de la India, México, Revista de Historia Internacional del Centro de Investigaciones y Docencia Económicas, Año XV, Núm. 59, invierno de 2014, p.31. 14 Anupama Rao, “Itinerarios globales de la subalternidad dalit” en ISTOR Historia Reciente de la India, México, Revista de Historia Internacional del Centro de Investigaciones y Docencia Económicas, Año XV, Núm. 59, invierno de 2014, p.115.

70


político y social. Claramente, puede decirse que esto es lo que disputan Modi y sus opositores políticos, por tanto, tiene sentido el hecho de que el primer ministro tenga límites en sus críticas a las masas hindúes que protagonicen linchamientos o violencia contra minorías musulmanas, y lamentablemente, parece que se seguirá sobre la misma línea en tanto que su voto es un elemento potencial de sucesivas victorias electorales. Por lo que se refiere a las cláusulas de reservas y a la discriminación positiva, tal como se señaló desde un principio, el hinduismo establece jerarquías rígidas, y a pesar del movimiento de Gandhi en favor de la igualdad y de la aprobación de la Constitución de 1950, la práctica y los referentes consuetudinarios de las castas, propicia un choque constante con la modernidad y el progreso deseados. De este modo, Ambedkar interpretó que las castas favorecen el atraso del intocable y le eximen de todo valor y posibilidad de ascenso social en la población, por ende, la discriminación positiva se concibe como el medio institucional para darle dicha oportunidad, así, la existencia o eliminación de intocables se vuelve responsabilidad del Estado y consecuencia de la religión. Lo que los intocables como Ambedkar reclamaron, puede decirse que es la afirmación de su espacio social, acerca del cual, Henri Lefebvre expone que: “No space disappears in the course of growth and development, the worldwide does not abolish the local.”15 En conclusión, las castas y la violencia comunal son parte de un sistema o entramado entre relaciones políticas y religiosas donde el hinduismo sirve como instrumento a intereses de partidos y gobierno. Mientras estos nexos les favorezcan, tal parece que la situación persistirá más por una cuestión de utilidad para unos cuantos que de costumbre por razones históricas. Además, las reservaciones y discriminación positiva afirman un espacio social y jurídico para los intocables, al tiempo que mantienen tensiones con el resto de los grupos.

Referencias: • Banerjee, Ishita, (2014). “Justicia y jerarquía en la democracia India” en ISTOR Historia Reciente de la India, México, Revista de Historia Internacional del Centro de Investigaciones y Docencia Económicas, Año XV, Núm. 59. • Castellanos Fernández, Roberto “Bihar frena al primer ministro indio” en Prensa La15 Henri Lefebvre, The Production of Space, Cambridge, Basil Blackwell, 1984, p.86.

71


tina. Agencia Informativa Latinoamericana, (Consultado el 9 de noviembre de 2015), disponible en: <http://prensa-latina.cu/index.php?option=com_content&task=view&idioma=1&id=4327801&Itemid=1>. • Chatterjee, P. (2004). The Politics of the Governed: Reflections on Popular Politics in Most of the World, Nueva York, Columbia University press. • Dirks, Nicholas B. (2003), Castes of Mind: Colonialism and the Making of Modern India, Delhi, Permanent Black. • Gandhi, Raj. S. (1993). “The extremes of ethnic violence: some explanations of upper castes-scheduled castes conflicts in India” in Humboldt Journal of Social Relations. Race Gender & Ethnicity:Global Perspectives, Vol. 19, No. 2. • Ibbetson, Denzil, (2000) “Punjab Castes” in Baily S, Caste, Society And Politics In India, Cambridge, Cambridge University Press. • Lefebvre, Henri, (1984). The Production of Space, Cambridge, Basil Blackwell. • Márquez Muñóz, Jorge Federico , (2014). Sociedad, Violencia y Poder. De las religiones axiales a la modernidad, Tomo 2, México, UNAM. • Rao, Anupama, ( invierno 2014) “Itinerarios globales de la subalternidad dalit” en ISTOR Historia Reciente de la India, México, Revista de Historia Internacional del Centro de Investigaciones y Docencia Económicas, Año XV, Núm. 59. • S/A, (2015). “India and the Environment.Catching up with China”, in The Economist, October 10th. • S/A, (2015). “Indian Elections. The Battle for Bihar”, in The Economist, October 17th. • S/A, (2015). “Intolerable. The ugliness of Indian politics threatens to scupper Narendra Modi´s grand visions” in The Economist, November 7th. • Sharma, Kanhaya L. (2012). “Is There Today Caste System of there is only Caste in India?” in Polish Sociological Review, Polonia, Polskie Towarzystwo Socjologiczne, No. 178.

72


• Smith, Brian K. (1998), “Questioning Authority:Constructions and Deconstructions of Hinduism” in International Journal of Hindu Studies, Vol. 2, No. 3, December.

73


NARCOTRÁFICO EN LA INDIA GABRIELA RAMÍREZ PEDRAZA

Hoy en día, la India ha cobrado importancia en el sistema internacional, sin embargo, al interior tiene varios retos que tendrá que solucionar a la larga, por ejemplo, los enfrentamientos comunalistas han colocado a la minoría musulmana en una situación económica precaria y de inseguridad que se conjugan con las amenazas exteriores que enfrenta el Estado indio como el narcotráfico. Los musulmanes desempleados son atraídos por actividades ilegales como el tráfico de drogas que se unen a los grupos islámicos radicales ubicados en Pakistán, lo cuales contribuyen con las actividades ilegales y además declaran defender a la minoría musulmana de las vejaciones que sufren por parte de la comunidad mayoritaria, por tal motivo se adentran a territorio indio.1 Una vez que el comunalismo se une con los grupos extremistas islámicos se convierte en una amenaza para la defensa nacional. Entre los grupos islamistas que se filtran a la India se encuentra Lashkar-e-Taiba (LeT), organización con tendencias terroristas. Los aspectos que unen a los comunalistas musulmanes con los grupos islamistas son el Islam y la ummah o comunidad musulmana, que persigue el bienestar de sus miembros. Los grupos islamistas buscan reorientar la práctica y la fe religiosa al Islam ortodoxo, ya que los musulmanes en la India, desde la época mogola, se han inclinado hacia la heterodoxia y el sincretismo hindú. Los musulmanes que llegaron a la India provenían de Arabia, Mesopotamia, Persia, Asia Central y Afganistán, que conformaban diversos grupos étnicos, culturales y lingüísticos; sin embargo, el Islam hizo que se integraran en un sólo grupo por “el temor de ser atacados desde el interior (por la hostil población india), o de ser absorbidos y asimilados por el predominio de las fuerazs religiosas y sociales que los rodeaban, acentuó su profundo apego al Islam con todas sus implicaciones y características trans-indias (sic)”. 2A este grupo diverso de musulmanes se agregaron los neo-musulmanes, es decir, las grandes masas de hindúes conversos al Islam, los cuales provenían de las castas bajas. Los musulmanes trataron de alejarse de la cultura hindú pero esto no fue posible debido a 1 BBC (2002), “Analysis: Why is Gujarat so violent?, September 25. (Consultado el 29 de mayo de 2012), disponible en: <http:// news.bbc.co.uk/2/hi/south_asia/1856049.stm>. 2 Siddiqi, M. H. González Quijano, Carmen tr. (1969).

74


que los musulmanes dependieron de la población local para que ésta realizara las labores cotidianas. Además, con el tiempo, algunos musulmanes se casaron con mujeres hindúes conversas al Islam, quienes introdujeron en los hogares musulmanes sus costumbres y tradiciones reflejándose en la lengua, la literatura, el arte y la arquitectura. Así, la cultura musulmana de Medio Oriente se combina con la de la India que da como resultado un sincretismo de culturas, tradiciones y costumbres.3 El resultado de que el Islam haya simpatizado con algunos aspectos del hinduismo mermó la unidad y la solidaridad de de la comunidad musulmana. Este argumento lo emplean los grupos islamistas como LeT con el objetivo de adentrarse en la India para “depurar” al Islam de las influencias que ha recibido del hinduismo. Durante las últimas tres décadas, la India se ha convertido en un estado de tránsito de sustancias ilícitas como la heroína y el hashish provenientes del “Triángulo de Oro” (Myanmar, Tailandia, Laos y Vietnam) y de la “Media Luna Dorada” (Irán, Afganistán y Pakistán) lo que ha propiciado el incremento de consumo de estas sustancias dentro del país, ya que transgreden las fronteras de la India, por lo que representan una amenaza significativa a la defensa nacional. En la India, los principales estados que cultivan opio son Uttar Pradesh, Madhya Pradesh y Rajasthan, cultivo que se dirige a la industria farmacéutica nacional e internacional. Los gobiernos estatales emiten licencias para que los agricultores cultiven amapolas; sin embargo, algunas de estas licencias tuvieron que ser retiradas en 2005 de Rajasthan debido a que el índice de consumidores de opio aumentó en el estado. De acuerdo a la Oficina de Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNDOC por sus siglas en inglés) se cancelaron 80,000 licencias que cultivaban 439 toneladas de opio al año.4 Las ganancias económicas que se generan del tráfico de drogas son empleadas para financiar a los movimientos insurgentes en Jammu y Cachemira, así como a los grupos militares sikhs en el Punjab y a los grupos insurgentes en el noroeste del país de los que destaca el Consejo Nacional Socialista de Nagaland.5 Además, las organizaciones criminales vinculadas tradicionalmente al tráfico de drogas como D-Company también financian ataques como el que se suscitó en 1993 en la ciudad de Mumbai. Asimismo, el tráfico de drogas se vincula a la trata de personas y al tráfico de armas. La India ha sido un consumidor tradicional de opio, cannabis y de sus derivados como el hashish por sus usos medicinales que funcionan como sedantes, anestésicos suaves, 3 Ibídem, p. 143. 4 Naranyan Barth. Rajasthan farmes face opium ban, BBC News. (consultado el 22 de junio de 2013), disponible en: <http://news. bbc.co.uk/2/hi/south_asia/6076764.stm>. 4 El Consejo Nacional Socialista Nagaland tiene como objetivo unificar al pueblo naga en el noreste de la India para crear un Estado soberano “Nagalim” en la frontera con Birmania.

75


antidepresivos y diuréticos suaves.6 Asimismo se utilizan para fines recreativos o ceremoniales. Para los hinduistas el origen del cannabis se remonta a la época védica. En el Atharva Veda se describe como una hierba sagrada y según una leyenda, se cree que el cannabis surgió del océano cuando el dios Shiva lo batió para obtener de él el soma o néctar sagrado que brinda la inmortalidad a los Dioses. El cannabis puede ser preparado en bebida a partir de sus hojas, el cual recibe el nombre de bhang, el cual es tomado por ascetas para superar el hambre y la sed. Esta bebida también se ingiere muy a menudo en las fiestas religiosas como por ejemplo en la Duga Puja en Uttar Pradesh o en la de Holi, así como en Kajputana en la festividad de Kama o en las sectas shivaitas de Mumbai. La bebida del cannabis también la toman los sikhs, jainas y musulmanes en sus respectivas ceremonias religiosas. La creencia popular de que el cannabis ayuda a la concentración mental, para unirse con el Absoluto, ha sido responsable de iniciar su uso habitual entre los hinduistas, por lo que el mayor número de usuarios se encuentran en los lugares de peregrinación como Benarés, Allahabad, Muttar, Haridwar, entre otros.7 La producción, distribución y consumo de heroína en la India se elevó durante la década de 1980 debido a que el tráfico de drogas que se dirigía a los Balcanes fue bloqueado por la guerra de Irán-Iraq (1980-1988). Este es un factor que también contribuyó a los brotes militares en el Punjab, Jammu y Cachemira fueran financiados por las organizaciones ilícitas. El tráfico de drogas registró, en la frontera con Pakistán, un aumento de 1983 a 1989, de acuerdo a la incautación de sustancias ilícitas que hizo el ejército indio. En 1983, se decomisaron 3,029 kg de heroína, cifra que se elevó a 18,909 kg en 1986; sin embargo, el tráfico disminuyó de 1989 a 1991, ya que la heroína que decomisó el ejército en este periodo fue de 8,179 a 4,413.8 El tráfico de drogas continuó descendiendo de 1992 a últimas fechas, gracias a la ardua labor del ejército a lo largo de la frontera india, sin embargo, tuvo que ser reforzada en 2002 después de los ataques al Parlamento en 2001. Aunque el tráfico de sustancias ilícitas descendió, los esfuerzos de la India por erradicar el tráfico de drogas han sido insuficientes, sobre todo en los estados del norte (Gujarat, Rajasthan, Punjab, Jammu y Cachemira) que limitan con la “Media Luna”. 6 I. C. Chopra, R. N. Chopra. Drug Abuse: Trends and Issues UNODC. (Consultado el 20 de junio de 2013), disponible en: <http:// www.unodc.org/unodc/en/data-and-analysis/bulletin/bulletin_1957-01-01_1_page003.html>. 7 Ibídem. 8 Pushpita Das. Drug Trafficking in India: A case for Borderer Securyty, IDAS, Occasional Papel No. 24, p. 9. (Consultado el 20 de septiembre de 2012), disponible en: <http://www.idsa.in/system/files/OP_DrugTraffickinginIndia.pdf>.

76


La principal ruta terrestre que siguieron las sustancias ilícitas desde la década de 1980, es a través del Desierto de Thar, esto se explica, en primer lugar, porque fue la ruta que se utilizó durante la colonización para llevar el opio que se producía en Malwa (ciudad al este de Madhya Pradesh), hacia Karachi (ciudad pakistaní) y a China.9 En segundo lugar, porque el desierto es una zona amplia sin mucha vigilancia que provee de varios escondites para las sustancias ilícitas.10 La heroína también entra desde las ciudades pakistaníes de Sahiwal, Khan Rahimyar y Sukkur, hacia Churu, Sikar, Kishangarh, Ramgarh, Barmer, Jaisalmer, Rajasthan y en Anupgarh, ciudades indias, para después llevarlas a Nueva Delhi y Mumbai. El tráfico mejoró en 2005 debido a la construcción de una línea férrea internacional (Thar Express) que se dirige desde Karachi en Pakistán hasta Bhagat Ki Kothi, en la India (ver mapa 1, ruta naranja). La creación de esta línea férrea tuvo la intención de reconstruir la comunicación terrestre entre Pakistán y la India que se perdió con la guerra indo-pakistaní en 1965. El tráfico de drogas ha permitido el fortalecimiento de la militancia en el Punjab y Jammu-Cachemira desde 1995, ya que las sustancias viajan a través del estado, desde Ranbirsingh Pura, Samba hasta Akkno. Otra ruta por la que se desplazan las sustancias ilícitas es por medio de las ciudades pakistaníes de Sunderbani y Rajouri que buscan conectarse con Jammu a través del sistema de carreteras, el cual inicia con el tramo Poonch-Jammu para después continuar hacia Pathankot-Guardaspur-Amritsar-Faridkot-Jaisalmner/Barme-Ahmedaban y Mumbai (ver mapa 1, ruta roja). Por la misma ruta fluye el anhídrido acético, un precursor de la heroína pero con dirección inversa, es decir, de Ia India a Pakistán para finalmente llegar a Afganistán. Mapa 1. Tráfico de Drogas en la Frontera Indo-Pakistaní11

9 Claude Markovits (2009). The Political Economy of Opium Smuggling in Early Nineteenth Century India: Leakage or Resistances? Modern Asia Studies, Vol. 43 (1), p. 94. (Consultado el 21 de septiembre de 2012), disponible en: <http://journals.cambridge.org/abstract_S0026749X07003344>. 10 I. C. Chopra, R. N. Chopra., op. cit., p. 13. 11 Fuente: https://maps.google.com.mx/ [Consulta: 8 de julio de 2013].

77


El tráfico de drogas también hace uso de las marismas en Gujarat para disuadir la vigilancia en las rutas terrestres. Con resultado se ha incrementado el uso del Rann de Kutch que es un desierto arcilloso pero que durante el monzón de verano se convierte en una marisma salobre poco profundo. El Rann de Kutch comprende alrededor de unos 30,000 km² entre el golfo de Kutch y la boca del río Indio, en el sur de Pakistán. Las marismas dejan arroyos y bancos de arena por donde circulan las sustancias ilícitas hacia Karachi, Pakistán. El tráfico de drogas entre la India y Pakistán lo realizan grandes grupos delictivos como D-Company que se interconecta con los cárteles nigerianos, afganos y kenianos. Estas organizaciones además de cooptar adeptos, obligan a los campesinos o a los pasajeros a comercializar estupefacientes. Cuando las sustancias llegan a Delhi, Amritsar o Jaipur (capital del estado de Rajasthan) se entregan al cartel nigeriano o keniano, los cuales las trafican a través de rutas aéreas hacia los mercados internacionales, como Estados Unidos, Canadá y Europa. Los grupos islamistas también utilizan las rutas de tráfico de drogas para infiltrar armas u otros explosivos en la India. De acuerdo a las incautaciones de drogas y de armas en la frontera con Pakistán existe un nexo estrecho entre los narcotraficantes y los grupos subversivos. En 2009, la policía fronteriza (Border Security Forces, BSF) incautó 23 kg de heroína con 12 armas (AK-47) y varias municiones redondas en el Punjab y en la frontera con Rajasthan, así como RDX (rapidly detonating explosive)12. En abril de 2011, un insurgente de Manipuri (frontera con Myanmar), perteneciente al Partido Comunista Kanglaipak (Kanglaipak Communist Party, KPC) fue detenido por traficar 200 kg de efedrina, la investigación reveló que el dinero generado por la venta de la sustancia iba a utilizarse para financiar actividades del grupo insurgente.13 Ante las incursiones de los traficantes y de los grupos islamista en la India, es tarea de la defensa nacional proteger las fronteras y cooperar con los países vecinos y las organizaciones internacionales para combatir esta amenaza. El tráfico de drogas también es un reto para seguridad nacional india, así que, para reducir la oferta y la demanda de las drogas, el gobierno indio promulgó varias leyes, entre ellas la Ley de Estupefacientes y Sustancias Psicotrópicas en 1985. Bajo esta ley, el cultivo, la fabricación, producción, transporte, exportación e importación de todos los narcóticos, estupefacientes y sustancias psicotrópicas están prohibidas, salvo 12 Narcotic Control Bureau apud Pushpita Das, op. cit., p. 39. El RDX es conocido también como ciclonita, hexógeno o T4, el cual es un explosivo que se utiliza en los explosivos militares. 13 Idem.

78


para fines medicinales y científicos. Esta ley prevé castigos rigurosos para cualquier persona que la violente, pues si una persona es sorprendida vendiendo drogas, por segunda vez, se le dicta pena de muerte. La ley también permite la detención por dos años de los traficantes en las “zonas altamente vulnerables” (fronteras y costas). Asimismo proporciona el decomiso de los bienes adquiridos por medio del tráfico ilícito de drogas.14 El gobierno indio también promulgó la Ley de Prevención del Tráfico Ilícito de Estupefacientes y Sustancias Psicotrópicas en 1989, que permite la detención de cualquier persona de ser sospechosa de participar en el tráfico ilícito de drogas.15 Además, algunas secciones de la Ley Aduanera de 1962 prohíben la exportación de precursores químicos como el acético anhídrido en los estados de Arunachal Pradesh, Nagaland, Manipur y Mizoram, los cuales colindan con Myanmar.16 La promulgación de leyes no es suficiente para terminar con este problema, por lo que el gobierno trabaja en conjunto con organizaciones no gubernamentales para desintoxicar, rehabilitar y reintegrar a las personas enfermas. Además de divulgar y educar sobre el abuso de las drogas en el país. Con respecto a la seguridad física, en las fronteras se han construido vallas. La primera fue en la frontera con Pakistán a mediados de 1980, cuando enormes cantidades de drogas entraron a la India; posteriormente se construyó otra valla en la frontera con Bangladesh, la cual sirvió también para impedir la inmigración ilegal. La vigilancia se fortalece con patrullajes ordinarios y electrónicos que detectan los movimientos de los sospechosos. La policía estatal de los estados fronterizos ha creado un ala especial para hacer frente al tráfico de drogas. A nivel federal se han creado organizaciones especializadas para combatir el tráfico de drogas y de armas como el Indian Reserve Batalion (IRBs), que en 2006 desplegó 2,000 efectivos en el Punjab. Esta organización actúa como una segunda línea de defensa detrás del BSF. Para intensificar la vigilancia en las costas marítimas se han proporcionado barcos a la guardia costera y se ha intensificado el patrullaje en las costas de Maharashtra y Gujarat que son propensas al crimen organizado. El equipo de patrullaje lo integra la policía estatal y la guardia costera.17 La cooperación para la prevención del tráfico de drogas con los Estados vecinos es importante, por ello la India ha firmado varios acuerdos bilaterales con Afganistán (1990), Myanmar (1993), Bangladesh (2006), Bhután (2009) y Pakistán (2011) que establecen mecanismos para el intercambio de información y de operaciones, cooperación en las 14 Official Portal of the Government of India, Narcotics Drugs and Psychotropic Substances Act, 1985 (NDPS), (Consultado el 22 de septiembre de 2012), disponible en: <http://india.gov.in/allimpfrms/allacts/2482.pdf>. 15 Official Portal of the Government of India. Prevention of Ilicit Traffic in Narcotic Drugs and Psychotropic Subastances Act, 1988. (Consultado el 22 de septiembre de 2012), disponible en: <http://www.gujhealth.gov.in/images/pdf/legis/prevention-of-illicit-traffic-in.pdf>. 16 Giri Raj Shah apud Pushpita Das, op. cit., p. 42. 17 Ibídem p. 45.

79


investigaciones y otras acciones orientadas a identificar, suprimir y prevenir el trafico de drogas. Entre los mecanismos multilaterales se encuentra la Asociación Sudasiática para la Cooperación Regional (SAARC) donde se aborda este tópico. Asimismo, en la Iniciativa de Bahía de Bengala (BIMSTEC)18 se acordó la cooperación internacional en la lucha contra los grupos islamistas, la delincuencia organizada transnacional y el tráfico ilícito de drogas (2009) y establece un marco legal para que todos los países combatan el crimen organizado. La India también interactúa con el Enlace de Drogas, conformado por los países del sur de Asia y que son parte del Pentalateral Cooperation on Drug Control,19 la cual se enfoca en la prevención del tráfico de precursores de químicos para la elaboración de la heroína. Además, la India ha firmado un memorándum de entendimientos sobre estupefacientes con Bhutan, Indonesia, Irán, Omán, Estados Unidos y Pakistán. También ha cooperado con los estados del sur de Asia para compartir información con los servicios de inteligencia, participar en operaciones conjuntas para controlar el tráfico de las sustancias ilícitas. Sin embargo, estas plataformas han sido incapaces de lograr sus objetivos debido a la desconfianza mutua, hostilidades, inestabilidad política y falta de competencia o cooperación entre los servicios policiales y de inteligencia de los países miembros para combatir eficazmente el crimen organizado. Aunque Pakistán y la India han sido víctimas de tráfico de drogas por mucho tiempo, las tensas relaciones bilaterales han impedido la celebración de interacciones regulares y la creación de un mecanismo de cooperación mutua para resolver el problema.

Referencias: • BBC (2002), “Analysis: Why is Gujarat so violent?, September 25. (Consultado el 29 de mayo de 2012), disponible en: <http://news.bbc.co.uk/2/hi/south_asia/1856049.stm>. • Chopra, I.C. y R. N. Chopra. “Drug Abuse: Trends and Issues” UNODC. (Consultado el 20 de junio de 2013), disponible en: <http://www.unodc.org/unodc/en/data-and-analysis/ bulletin/bulletin_1957-01-01_1_page003.html>. • Markovits, Claude, (2009). The Political Economy of Opium Smuggling in Early Nineteenth Century India: Leakage or Resistances? Modern Asia Studies, Vol. 43 (1), p. 94. 18 Bay of Bengala Initiative for Multisectoral Techinal and Economic Cooperation (BIMSTEC) es una organización de cooperación regional en la que participan, Bangladesh, India, Myanmar, Sri Lanka Bhutan y Nepal en la que se han abordado diversos temas como comercio exterior, inversión extranjera, medios de comunicación de transporte, tecnología, actividades económicas como la pesca, agricultura, turismo, así como, temas de cultura, medio ambiente, pobreza, crimen organizado y contraterrorismo. (Consultado el 21 de septiembre de 2012), disponible en: <www.bimstec.org>. 19 En esta reunión participa Laos, Myanmar, la India, China, y Tailandia. Pentalateral Cooperation on Drug Control. (Consultado el 21 de septiembre de 2012), disponible en: <http://en.oncb.go.th/document/e1-coop-5L-idx.asp>.

80


(Consultado el 21 de septiembre de 2012), disponible en: <http://journals.cambridge. org/abstract_S0026749X07003344>. • Naranyan Barth. Rajasthan farmes face opium ban, BBC News. (Consultado el 22 de junio de 2013), disponible en: <http://news.bbc.co.uk/2/hi/south_asia/6076764.stm>. • Official Portal of the Government of India, Narcotics Drugs and Psychotropic Substances Act, 1985 (NDPS), (Consultado el 22 de septiembre de 2012), disponible en: <http://india.gov.in/allimpfrms/allacts/2482.pdf>. • Official Portal of the Government of India. Prevention of Ilicit Traffic in Narcotic Drugs and Psychotropic Subastances Act, 1988. (Consultado el 22 de septiembre de 2012), disponible en: <http://www.gujhealth.gov.in/images/pdf/legis/prevention-of-illicit-traffic-in.pdf>. • Pentalateral Cooperation on Drug Control. (Consultado el 21 de septiembre de 2012), disponible en: <http://en.oncb.go.th/document/e1-coop-5L-idx.asp>. • Pushpita Das. “Drug Trafficking in India: A case for Borderer Securyty”, IDAS, Occasional Papel No. 24, p. 9. (Consultado el 20 de septiembre de 2012), disponible en: <http://www.idsa.in/system/files/OP_DrugTraffickinginIndia.pdf>. • Siddiqi, M. H. González Quijano, Carmen tr. (1969). El surgimiento del nacionalismo musulmán en India, Estudios Orientales, México, D.F., El Colegio de México, Centro de Estudios Orientales, Vol. 4, No. 2 (10), p. 139. (Consultado el 8 de agosto de 2010), disponible en: <http://codex.colmex.mx:8991/exlibris/aleph/a18_1/apache_media/ N6QCDYLVJ7FFU3ES443X9LVD893PQP.pdf>.

81


MAE NAM KONG: ENTRE LA MODERNIDAD Y LA DEVASTACIÓN WENDOLINE GARCÍA OCADIZ

El Mekong es uno de los ríos más grandes del mundo, con una extensión estimada de 4880 km.1 Nace en la meseta tibetana y fluye a través de China y todo el sudeste asiático: Myanmar, Tailandia, Laos, Camboya y se vierte hacia el Mar de China Meridional a través de Vietnam. El Mekong, más allá de traspasar barreras geográficas, traspasó también la historia de los pueblos, por lo que también, sus habitantes lo han aprendido a mirar de diferentes formas. Esta formación hídrica tiene un lugar especial en cada país, lo que los ha llevado a bautizarlo con diversos nombres en cada uno dependiendo del rol que ha jugado en la historia de sus pueblos y de la braveza de las aguas que bañan sus riberas. En el Tíbet ha sido nombrado Dza Chu que significa agua que nace de los peñascos, bajando un poco hacia China es Lancang Jiang o río turbulento, cruzando Birmania y acunado en Laos toma el nombre de Mae Nam Kong cuyo significado madre de todas las aguas, nos brinda una referencia clara de lo importante que es para esta población la relación con este río que cruza todo el territorio laosiano, para los habitantes de Camboya es nombrado el Tonle Thom o gran río, y en el Vietnam, donde tristemente se hizo célebre el Mekong por la sangrienta guerra ahí acunada, y en dónde se deshace en miles de pequeños afluentes se le conoce como Cuu Long o río de los nueve dragones.2 A lo largo de los años ha visto florecer culturas y civilizaciones, ha alimentado aldeas de pescadores, cultivos e imperios y ha sido testigo del cambio. Este cambio para el Mekong y sus pequeñas aldeas es la conversión el día de hoy en un importante proveedor de electricidad para países como China, Tailandia y Vietnam. Países empobrecidos y atrasados como Laos y Camboya han visto este recurso natural como punta de lanza del desarrollo económico, ya que, la exportación de energía eléctrica constituye un enclave importante para ambos países, sin embargo, este nuevo papel como proveedores de energía ha generado no sólo un extraordinario crecimiento económico y una mejora sustancial en su balanza de pagos, también, ha traído consigo destrucción ambiental, la migración de miles de personas y repercusiones importantes sobre la producción pesquera y agrícola, la devastación de bosques y selvas, la pérdida de biodiversidad y por supuesto, ha puesto en riesgo la seguridad alimentaria de ambos países.

1 Zhou, Changjin; Guan, Zhihua (2001), Reconfirmation on Identification of True Source and Headwater of Lancang Jiang (Mekong River), Geographical Research, May, Vol. 20, No. 2 . (Consultado en enero de 2016), disponible en : <http://www.shangri-la-river-expeditions.com/1stdes/mekong/mekongsource/IGSNRR2001.html>. 2 Nadal, Francisco (2003), El río de los nueve dragones. El país, 23 de abril. (Consultado en enero de 2016), disponible en: <http:// elpais.com/diario/2006/04/23/eps/1145773618_850215.html>.

82


El propósito de este ensayo es responder a los siguientes cuestionamientos ¿Las presas hidroeléctricas representan un desarrollo económico y de infraestructura real?, ¿Qué pasa con las poblaciones afectadas por estos desarrollos? y ¿Qué implicaciones económicas, sociales y ambientales trae consigo la presa Xayiaburi? La República Popular Lao es un país comunista con una independencia tardía y un pobre desarrollo económico que se basa sobre todo en la ayuda internacional y la inversión extranjera que puede captar. Los desarrollos hidroeléctricos han representado una salida rápida a la modernidad y al encadenamiento económico del engranaje en el este asiático, mediante la exportación de energía eléctrica a los países vecinos, su proyecto es convertirse en “la batería del sudeste asiático”. Sin embargo, de la energía que se produce, alrededor del 90% se vende y utiliza en Tailandia3 y Vietnam, y esto, no ha representado un ingreso real o mejoras en la vida de las comunidades laosianas. La inversión extranjera directa que captan estos proyectos es realmente la beneficiaria de los rendimientos económicos4. Ocasionando el desplazamiento de miles de habitantes no sólo geográficamente sino también, laboralmente; así como los costos ambientales son absorbidos por los habitantes originarios, quienes no sólo carecen de electricidad o la pagan a costos muy altos (lo cual es paradójico), si no del sustento diario que encontraban en las orillas del Mae Nam Kong, lo que ha generado problemas sociales, políticos, de sustentabilidad y de seguridad que los representantes gubernamentales en Laos han tratado de minimizar5, pero que en el escenario internacional han encontrado eco, sobre todo en los ecologistas y en instituciones de estudios de impacto ambiental como International Rivers, quienes han advertido y criticado duramente estos proyectos y denunciado irregularidades en los procesos de evaluación y construcción. En el desarrollo de este trabajo, se pretende explorar un poco más acerca de los sucesos relacionados con la Presa Xayaburi6. En los años sesenta, los Estados Unidos trataron de impulsar el crecimiento de presas hidroeléctricas como un aliciente al desarrollo económico que hiciera mancuerna con Japón en el freno al comunismo en el sudeste asiático. Sin embargo, fue hasta los años noventa que de la mano del crecimiento y del impulso económico de China y los cons3 Alrededor del 80% de energía consumida en Tailandia es obtenida por combustibles fósiles y está en constante búsqueda de sustituirlo por otras fuentes de energía renovable, razón por la cual tiene grandes intereses en las presas de Laos, resultado de ello, la presa Xayaburi está financiada y construida por una empresa tailandesa CH. Karnchang con un costo aproximado de 3.5 mdd y financiada por compañías tailandesas, entre ellas: Siam Commercial Bank, Kasikorn Bank, Bangkok Bank, Krung Thai Bank, TISCO, y Export-Import Bank of Thailand (EXIM). Roberts David (2004). No More Dams on the Mekong. The New York Times. Septiembre 4. (Consultado en enero de 2016), disponible en: <http://www.nytimes.com/2014/09/04/opinion/no-more-dams-onthe-mekong.html?_r=0>. 4 Para la Presa de Xayaburi, existe una concesión de 30 años de usufructo para CH Karnchang, y después de ese tiempo el gobierno de Laos podrá asumir el control. Stone, Richard (2011), Mayhem on The Mekong. Science, Agosto 12, Vol. 333. (Consultado en enero de 2016), disponible en: <http://science.sciencemag.org/content/333/6044/814.full-text.pdf+html> 5 El gobierno de Laos ha tratado de cambiar el diseño de la presa en tanto es posible, poniendo por ejemplo estructuras para el paso de peces que permitan la migración y el desove, pero ciertamente los cambios en el comportamiento de los animales y el impacto en su reproducción se ha subestimado, ya que en otras grandes presas en Asia, estos dispositivos han fracasado. Así mismo, respecto a la población, ha creado aldeas de concreto en donde pretende reubicar a los afectados por el desplazamiento de la presa, sin tomar en cuenta que muchos de ellos no podrán acceder a otros empleos, en tanto que son pescadores y agricultores en su mayoría. 6 Se eligió la presa Xayaburi por ser la primer presa que afecta el afluente principal del Mekong, lo cual tiene implicaciones que van más allá de las fronteras de Laos y afecta a nivel global el ecosistema, el nivel de agua hasta el Delta y a dos países directamente (Camboya y Vietnam), por lo cual ha sido desde la creación del MRC el primer proceso en el cual es aplicable el Proceso de Notificación y Previa Consulta y Acuerdo referente a un proyecto de una presa de PNPCA (Por sus siglas en inglés Procedures for Notification, Prior Consultation and Agreement).

83


tantes requerimientos de nuevas fuentes de energía y la dinamización que sufrió la región, Laos y Camboya en un desesperado intento por encadenarse y obtener algún fruto de esta bonanza económica en el este asiático consideraron la construcción de presas hidroeléctricas que fungirían como motores en Tailandia y Vietnam. La primera presa del Mekong se ubicó en el Lancang Jiang y fue construida por China en el año 1994. Fue el inicio de la construcción de más presas en su cauce y el despunte de aproximadamente veinticuatro proyectos de presas en la parte baja del río, entre los cuáles, se incluyeron la presa de Xayaburi, Don Sahong y Bajo Sesan 2, las cuáles han sido particularmente controversiales debido al impacto en la actividad pesquera, la pérdida de biodiversidad7 y en los niveles de agua río abajo, sobre todo en Tonle Sap y en el Delta del río (Cuu Long), que afecta directamente a Vietnam. Las variaciones en Tonle Sap aquejaron de forma irremediable la producción pesquera de Camboya, y por su parte, una serie de presas en el cauce iniciando con Xayaburi y culminando con el Bajo Sesan 2, resultarían catastróficas para la pesca y la agricultura vietnamita. Actualmente Vietnam es el segundo exportador de arroz en el mundo, los sedimentos que arrastra el río hasta las orillas de sus tierras le han permitido alcanzar niveles de productividad en el cultivo de arroz sin precedentes, y en el rubro de la acuacultura8 también tendrían una disminución en su producción afectando el consumo de proteínas per cápita de su población, ya que las presas retendrían los sedimentos y minerales fértiles río arriba, así como la afluencia de peces que nutren otras variedades que se crían en el Tonle Sap y alimentan todo el Delta del Mekong.

Xayaburi Laos, más que cualquier otro país que se alimente del Mekong, puede ser explicado mediante su cauce. Vientián y Luan Prabang no serían las milenarias ciudades que son, sin la existencia del mismo, prácticamente se podría decir que la República Popular de Lao existe porque existe el Mae Nam Kong; este pequeño país con una población total de 6.6 millones de habitantes9 subsiste en su mayoría gracias a las aguas, abundantes pescas y riegos que nutren sus cultivos, mismas que le permiten alimentarse y funcionar económicamente, proporcionando una fuente de ingresos para más del 70% de su población. El aporte económico de la agricultura es tan importante que para el 2002 su PIB agrícola10 representaba el 42.4% del total del PIB, aunque debido a los cambios recientes en su estructura económica, para el año 2014, este sector aportaba el 23.7%, siendo sustituido en 7 En estudios de impacto ambiental la MRC ha subrayado el peligro que corre el delfín del Irawadi, especie en peligro de extinción, y cuyo hábitat abarca desde la provincia camboyana de Kratie hasta las cataratas de Khone en Laos, lugares que serían afectados directamente por las presas Don Sahong y Bajo Sesan 2. Así mismo, especies como el siluro gigante del Mekong, especie característica de esta región y cuya pesca se encuentra prohibida en Tailandia, Laos, Camboya y Vietnam, también podría verse amenazada debido a que las presas pueden bloquear su ruta de migración e interrumpir el desove e incrementar la mortalidad de este pez al afectar la calidad del agua y del alimento en su hábitat, entre otros. 8 Para el año 2011, Vietnam captó 3,705,000 toneladas de pescados y mariscos, aún con las limitaciones tecnológicas y de capital existentes en la zona. Vietnam - Oferta Interna- Cantidad Total - Pescado y Mariscos Atlas de datos Knoema. Disponible en: <http://knoema.es/atlas/Vietnam/topics/Agricultura/Oferta-Interna-Cantidad-Total/Pescado-y-Mariscos?compareTo=VN>. 9 Knoema (2014), Atlas mundial de datos. (Consultado en enero 2016) disponible en: <http://knoema.es/atlas/Rep%C3%BAblica-Democr%C3%A1tica-Popular-Laos/topics/Agricultura>. 10 Incluye agricultura, caza, silvicultura y pesca.

84


doce años por el sector servicios con una participación del 44.1%. Sin embargo, aunque la cifra del sector terciario sigue siendo una cifra considerable, es importante señalar que aunque monetariamente domina porcentualmente el PIB, éste sólo ha sido capaz de absorber el 20.6% de la mano de obra, en tanto que la agricultura emplea al 73.1% de la población, y dentro de sus exportaciones11 aún se puede observar el dominio absoluto de los bienes generados por el sector primario, incluída la minería y la electricidad.12 La puerta al debate y al desastre ambiental en Laos se abrió en el año 2007, cuando este país firmó un memorándum de entendimiento con CH. Karnchang para desarrollar una presa hidroeléctrica. En noviembre de 2008, se iniciaron los estudios de factibilidad y puesto que la presa Xayaburi es la primer presa en el afluente principal del río Mekong, (las presas realizadas con anterioridad se habían realizado en los afluentes secundarios), de conformidad con el Acuerdo del Mekong (1995), al ser un proyecto que afecta más allá de las fronteras del país que la realiza, se debía realizar una consulta con los demás miembros que incluía aspectos como la migración de los peces, la equidad en el acceso al recurso hídrico, el manejo de los sedimentos, la libre navegación en sus cauces y la seguridad de la presa misma. El día 20 de septiembre de 2010 fue presentada ante el Secretariado de la Comisión del Río Mekong la solicitud de la propuesta del Proyecto de la Presa Xayaburi en el cauce principal del Mae Nam Kong y oficialmente se iniciaron con los trabajos de la PNPCA el 22 de Octubre del mismo. Los problemas fueron inmediatos, toda vez que el Comité tiene seis meses para emitir sus votos y solicitar más tiempo para verificar si se requieren mayores estudios de factibilidad y de impacto geográfico y ambiental o para evaluar concienzudamente los beneficios y costos de la construcción de un proyecto de tal magnitud; y aún no finalizado este periodo, se dio a conocer un contrato de adquisición de la energía producida por esta presa firmado por el Gobierno laosiano y Electricity Generating Authority of Thailand (EGAT).13 Esta presa y el desarrollo del proceso de evaluación y Acuerdo fue controversial no sólo por el desplazamiento de las comunidades y el impacto en la biodiversidad y la producción pesquera tanto en Laos como en Camboya y Vietnam, si no por abrir la puerta a la construcción de más presas en el afluente principal del Mekong14 y sobre todo por romper con los acuerdos de forma implícita de la Comisión del Río Mekong (MRC)15, cuando 11 Productos de madera, café, electricidad, estaño, cobre, oro y yuca. 12 The World Factbook, Economy Overview. (Consultado en enero 2016), disponible en: <https://www.cia.gov/library/publications/ the-world-factbook/geos/la.html>. 13 Esta empresa a partir de 2014 encara un juicio por dicho contrato, acusado por habitantes de las provincias tailandesas cercanas a la presa que demandan el no haber respetado el tiempo de estudio del Acuerdo y solicitaron un Estudio completo de impacto ambiental y daños a la salud de la construcción de la Presa Xayaburi, que de fallar a favor de los activistas podría incluso forzar a la EGAT a cancelar por completo el contrato de adquisición de energía eléctrica, no obstante de los cargos por compensación y de que al momento de aceptada la demanda, el valor de sus acciones cayó un 3.1%. Lefevre, Sawita (2014), Thai court takes villagers' case against power firm, Laos dam. Reuters, Junio 24, Bangkok. (Consultado en enero de 2016), disponible en: <http:// uk.reuters.com/article/thailand-laos-lawsuit-dam-idUKL4N0P51PN20140624>. 14 Entre todos los proyectos de presas en el Bajo Mekong se estarían produciendo casi 14,700 megavatios de energía, lo que elevaría en un 25% la capacidad de generar electricidad de todo el sudeste asiático. Zaffos, Joshua (2014). Life on Mekong Faces Threats As Major Dams Begin to Rise. Environment 360, Febrero 20. (Consultando en enero 2016), disponible en: <http://e360.yale.edu/ feature/life_on_mekong_faces_threats_as_major_dams_begin_to_rise/2741/>.

85


Camboya y Vietnam habían solicitado hacer más estudios de impacto antes de iniciar la construcción y la misma Comisión había emitido una recomendación de posponer el proyecto, en tanto que Vietnam solicitó una moratoria de 10 años, poniendo en riesgo algo más que lo ambiental, la cooperación regional. El gobierno de Laos mantuvo en secreto los trabajos preparativos para la construcción de la presa y conseguirían iniciarla toda vez que la Comisión no tiene facultades legales para impedirlo16. El 7 de noviembre de 2012 se realizó una ceremonia oficial de apertura de la construcción de la presa Xayaburi que generaría unos 1,200 megavatios, presidida por el Viceprimer Ministro Somsavat Lengsavad, a la cual asistieron miembros de la empresa tailandesa CH. Karnchang y los embajadores de Camboya y Vietnam, señal de que a pesar de las objeciones se había logrado llegar de común acuerdo a la decisión de continuar con el proyecto.17 En la actualidad el gobierno de Laos ha reportado un 30% de avances en la construcción de Xayiaburu, a pesar de las manifestaciones en contra y de las demandas de moratoria de Vietnam y Camboya. A raíz de ello, ha tenido que reubicar al menos 2,100 personas y alrededor de 200,000 que viven cerca de la presa han sido afectadas directamente por la construcción, ya fuera por el cambio en el cauce del río o por las continuas explosiones para su construcción, y muchas de estas personas pertenecientes al sector rural ya encaran problemas de seguridad alimentaria y pobreza extrema.18 Aldeas completas de pescadores ahora se dedican al cultivo o han sido reubicados en la periferia de las ciudades para emplearse como mano de obra no calificada. Disminuyendo no sólo el ingreso de estas familias y con ello la ingesta calórica (perdiendo el 30% de proteínas asequibles por medio de la pesca) y la calidad de vida, más peligroso aún, la seguridad alimentaria del país. Las personas que han tenido que ser reubicadas enfrentan severos problemas para obtener en tiempo y forma la compensación del gobierno y los desarrolladores de la Presa, lo cual acarreará también problemas de gobernabilidad en tanto que se pierde la confianza en el Estado y la legitimidad al interior y de tal forma que no se cumplieron los Acuerdos regionales, también al exterior del país. 15 MRC por sus siglas en inglés Mekong River Comission. La Comisión del Río Mekong fue creada en 5 de abril de 1995 por un acuerdo entre los gobiernos de Vietnam, Camboya, Tailandia y la República Popular Democrática de Laos. Los cuatro países firmaron el Acuerdo sobre la Cooperación para el Desarrollo Sostenible de la Cuenca del Río Mekong y el Acuerdo sobre la gestión conjunta de sus recursos hídricos compartidos y el desarrollo del potencial económico del río. El objetivo del Acuerdo consiste en establecer un marco de cooperación en todas las áreas vinculadas con el desarrollo sostenible, la conservación y uso de sus recursos. (Art. 1). Las Partes se comprometen a proteger el ambiente de la cuenca de la contaminación y otros efectos negativos resultantes de cualquier plan de desarrollo y de las aguas y recursos asociados (Art. 3) AGUILAR, Rojas Grethel (2009), Gobernanza de aguas compartidas: aspectos jurídicos e institucionales. IUCN. Pp. 48-50. (Consultado en enero 2016), disponible en: <https://books.google.com.mx/books?id=DXyl3Pp0s-YC&pg=PA48&lpg=PA48&dq=1995+Mekong+acuerdo&source=bl&ots=nVTAQJ62-O&sig=e95FDFETa5Q4Lyw6pOFg3kgT9fs&hl=es&sa=X&ved=0ahUKEwikv9uFoNrKAhXBuoMKHa3CA_8Q6AEIPjAH#v=onepage&q=1995%20Mekong%20acuerdo&f=false>. 16 El lugar donde se pretendía construir la presa ¨Xayaburi¨ es un tramo del Mekong en el que solamente pertenece a territorio de Laos. Declaraciones de Daovong del Departamento de Electricidad de La República Popular de Lao fueron contundentes al respecto “Esto no son cuestiones internacionales, son más bien asuntos internos”. Fuller, Tohmas y Amatatham Poypiti (2012), Laos to proceed with dam Project on Mekong River. The Newyork Times, Noviembre 7. (Consultado en enero 2016), disponible en: <http://www.nytimes.com/2012/11/07/world/asia/laos-presses-ahead-with-mekong-dam-project.html>. 17 Bangkok Post (2012) .Xayaburi dam construction launched. 7 noviembre. (Consultado en enero 2016), disponible en:< http:// www.bangkokpost.com/archive/xayaburi-dam-construction-launched/320042>. 17International Rivers. The Xayaburi Dam. A looming threat to the Mekong River. (Consultado en enero 2016), disponible en: <http://www.internationalrivers.org/files/attached-files/the_xayaburi_dam_eng.pdf>.

86


Eventos como la reunión de la Cooperación Asia Pacífico en Rusia del 2012, en el que el presidente de Vietnam Truong Tan Sang alertó que “las tensiones en el manejo de los recursos hídricos están dañando el crecimiento económico en algunos países y representan una fuente de conflicto, especialmente, cuando todos están buscando el desarrollo económico”19, son una muestra clara de los roces con otros gobiernos que se generarían en caso de que se construyeran los 8 proyectos restantes en Laos y de lo que se devendrá con la finalización de Xanyiaburi. En el terreno productivo, las fluctuaciones constantes en los niveles de agua interfieren en los procesos naturales de desove y migración de los peces, y las inminentes inundaciones en tiempo de lluvias destruyen los campos de cultivo y modifican la productividad por la falta o exceso de minerales. La Evaluación estratégica medioambiental de 2010 de la MRC subrayó que los proyectos de las 11 presas planeadas para la región del Bajo Meking podrían degradar las funciones naturales del río, causando una pérdida de entre 26% y 42% de peces y desplazarían a unas 100,000 personas de forma directa, sin contar los efectos poblaciones indirectos y la deforestación por la reubicación de zonas de cultivo y habitacionales.20 El mayor problema que se tiene de las 8 presas planeadas en el área del Mae Nam Kong, es que el gobierno de Laos, ha hecho estudios aislados de impacto de cada uno de los proyectos, y no como parte de un sistema fluvial completo e interregional. Todas sus evaluaciones no toman en cuenta el Plan de Desarrollo de la cuenca del Mekong del MRC, que integra las necesidades y efectos en conjunto con sus vecinos Tailandia, Vietnam y sobre todo la que se vería más afectada a raíz de los cambios en el flujo de agua, el Tonle Sap en Camboya. En datos duros, la Evaluación estratégica medioambiental de la MRC reporta que de ser viables las 11 presas que se tienen proyectadas en la región Laos-Camboya, las pérdidas atribuibles directamente a las presas en las pesquerías, tendrían un valor aproximado de 476 millones de dólares al año, eso sin incluir los efectos en el Delta y los literales costeros, cuyos efectos no fueron evaluados en ese estudio. El 54% de los campos al margen del río se perderán, lo que combinado con las pérdidas en la tierra agrícola alcanza un monto de 25.1 millones de dólares anuales. Al reducirse los nutrientes en el caudal del río, un estimado de 24 millones anuales tendrían que invertirse para mantener la productividad de la agricultura de inundación como son los campos de arroz en Vietnam.21 Con respecto a la pérdida de biodiversidad y protección de especies, las Naciones Uni19 Le, Nihna (2013). Xayaburi and the Mekong Critical Point: Over-Damming the Shared River and bigger threats to the shared future. University of San Francisco’s Peace Review, Vol. 25 (2). 20 Mekong River Commission (2010). Strategic Envionmental Assessment of Hydrpower on the Mekong Mainstream. Octubre, Hanoi, Vietnam. (Consultado en enero de 2016), disponible en: <http://www.mrcmekong.org/assets/Publications/Consultations/ SEA-Hydropower/SEA-FR-summary-13oct.pdf>. 21 Op. cit. pág. 11.

87


das desarrollan un proyecto alrededor de la supervivencia del delfín del Irawady, cuyo propósito es convertir a los pescadores en protectores de la fauna y la naturaleza, guías turísticos y vigilantes de las actividad de los delfines, desde Laos y hasta el Tonlé Sap en la región central de Camboya, pero no es la única especie en peligro. Al parecer, desde fuera, las pérdidas superan los beneficios, pero para los gobiernos y compañías transnacionales, los estudios de factibilidad resultan sólo un trámite para poder continuar con la construcción de “modernidad”. El Mekong, que evocaba abundancia y vida se está convirtiendo en un verdugo hidroeléctrico que cuando sale de control inunda pueblos enteros, tragándose a los pobladores que alguna vez vivieron de la riqueza de su cauce. ¿Será que la modernidad y la devastación de la economía capitalista son sinónimos y no se podrán entender la una sin la otra? Es probable que los pescadores de Laos, entiendan el progreso como su propio debacle. Desafortunadamente las fuentes de energía renovables alternativas a las presas hidroeléctricas requieren de capacitación, conocimientos y tecnología, que no se ha desarrollado en este país, y sobre todo de inversión, por lo cual competir contra estas mega construcciones será un enorme reto que quizá no encuentre cabida en la presión del suministro requerido por las exportaciones energéticas que realiza y el beneficio económico de corto plazo que le reporta.

Referencias: • Aguilar, Rojas Grethel (2009). Gobernanza de aguas compartidas: aspectos jurídicos e institucionales. IUCN. Pp. 48-50. (Consultado en enero 2016) disponible en: <https:// books.google.com.mx/books?id=DXyl3Pp0s-YC&pg=PA48&lpg=PA48&dq=1995+Mekong+acuerdo&source=bl&ots=nVTAQJ62-O&sig=e95FDFETa5Q4Lyw6pOFg3kgT9fs&hl=es&sa=X&ved=0ahUKEwikv9uFoNrKAhXBuoMKHa3CA_8Q6AEIPjAH#v=onepage&q=1995%20Mekong%20acuerdo&f=false>. • Bangkok Post (2012). Xayaburi dam construction launched. 7, noviembre. (Consultado en enero 2016), disponible en: <http://www.bangkokpost.com/archive/xayaburi-dam-construction-launched/320042>. • Fuller, Tohmas y Amatatham Poypiti (2012). Laos to proceed with dam Project on Mekong River. The Newyork Times, Noviembre 7. (Consultado en enero 2016), disponible en: <http://www.nytimes.com/2012/11/07/world/asia/laos-presses-ahead-with-mekong-

88


dam-project.html>. • International Rivers. Thai Utility Commits to Purchase Power from Xayaburi Dam. (Consultado en enero 2016), disponible en: <http://www.internationalrivers.org/resources/thai-utility-commits-to-purchase-power-from-xayaburi-dam-3692>. • Knoema (2014), Atlas mundial de datos. (Consultado en enero 2016), disponible en: <http://knoema.es/atlas/Rep%C3%BAblica-Democr%C3%A1tica-Popular-Laos/topics/ Agricultura>. • Lefevre, Sawita (2014). Thai court takes villagers' case against power firm, Laos dam. Reuters, Junio 24, Bangkok. (Consultado en enero de 2016), disponible en: <http:// uk.reuters.com/article/thailand-laos-lawsuit-dam-idUKL4N0P51PN20140624>. • Mekong River Commission (2010). Strategic Envionmental Assessment of Hydrpower on the Mekong Mainstream. Octubre, Hanoi, Vietnam. (Consultado en enero de 2016), disponible en: <http://www.mrcmekong.org/assets/Publications/Consultations/SEA-Hydropower/SEA-FR-summary-13oct.pdf>. • Nadal, Francisco (2003). El río de los nueve dragones. El país, 23 de abril. (Consultado en enero de 2016), disponible en: <http://elpais.com/diario/2006/04/23/ eps/1145773618_850215.html>. • Roberts David (2014). No More Dams on the Mekong. The New York Times. Septiembre 4. (Consultado en enero de 2016), disponible en: <http://www.nytimes.com/2014/09/04/ opinion/no-more-dams-on-the-mekong.html?_r=0>. • Scott W.D. Pearse-Smith (2012). Water war in the Mekong Basin? Asia Pacific Viewpoint, Vol. 53, No. 2, Agosto. (Consultado en enero 2016), disponible en: <http://onlinelibrary. wiley.com/doi/10.1111/j.1467-8373.2012.01484.x/pdf>. • Stone, Richard (2011). Mayhem on The Mekong. Science, Agosto 12, Vol. 333. (Consultado en enero de 2016), disponible en: <http://science.sciencemag.org/content/333/6044/814. full-text.pdf+html>. • The World Factbook Economy Overview. (Consultado en enero 2016), disponible en: <https://www.cia.gov/library/publications/the-world-factbook/geos/la.html>.

89


â&#x20AC;˘ Zaffos, Joshua (2014). Life on Mekong faces threats as major dams begin to rise. Environment 360, Febrero 20. (Consultando en enero de 2016), disponible en: <http://e360. yale.edu/feature/life_on_mekong_faces_threats_as_major_dams_begin_to_rise/2741/>. â&#x20AC;˘ Zhou, Changjin; Guan, Zhihua (2001). Reconfirmation on Identification of True Source and Headwater of Lancang Jiang (Mekong River), Geographical Research, May, Vol. 20, No. 2. (Consultado en enero de 2016), disponible en: <http://www.shangri-la-river-expeditions.com/1stdes/mekong/mekongsource/IGSNRR2001.html>.

90


¿POR QUÉ DECIDIÓ RUSIA INMISCUIRSE EN EL CONFLICTO SIRIO? LILIANA YUTZIN CRUZ GARCÍA

“In Putin´s terms, he is winning. And on our terms we are losing.” Edward Lucas – The Economist

En febrero del presente año, el Centro Sirio para la investigación Política (SCPR) expuso que, a más de cinco años del estallido de la guerra civil en Siria, han muerto alrededor de 470 mil personas, mientras que la Agencia de la Organización de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) calcula que se han desplazado más de 4 180 631 refugiados sirios, tanto a países vecinos, como al norte de África y Europa. Catalogada como la mayor emergencia humanitaria después de la Segunda Guerra Mundial, la crisis en Siria parece no tener expectativas de una inmediata resolución, pues lo que se vislumbró como una revuelta interna para demandar la renuncia del presidente sirio, Bashar al Asad, se convirtió en un conflicto más complejo con la irrupción de otros actores tales como, Estados Unidos, Rusia, Turquía, Irán, el Estado Islámico, Hezbolá, Arabia Saudita, Kurdistán, entre otros, los cuales persiguen objetivos específicos en este enfrentamiento y han suscitado un escenario para una posible guerra regional y, tal vez, de alcance global. Al inicio de este conflicto, la Federación de Rusia dio su total apoyo al gobierno de al Asad, y asumió un papel más protagónico cuando lanzó un ataque aéreo, al grupo yihadista Estado Islámico (EI) en Siria en septiembre de 2015. En este sentido, el objetivo del ensayo, es analizar la participación de Rusia en el conflicto sirio, enfatizando el análisis en las causas que determinaron que este país respaldara al gobierno de al Asad y qué objetivos, tanto regionales como internacionales, persigue la administración de Vladimir Putin para haber intervenido en este enfrentamiento regional. Como parte de la conclusión se observará que existen objetivos económicos, políticos y geográficos, que conjugan y manifiestan el porqué de la conducta de Rusia frente al conflicto sirio.

91


Después de la desaparición de la Unión Soviética en 1991, Rusia presenció un declive rápido, sostenido y a gran escala de su presencia en Medio Oriente, manteniendo un perfil bajo respecto a los conflictos que se presentaron en esta región a principios del siglo XXI, por ejemplo, en gran parte de los eventos de la llamada “primavera árabe”1, aunque no fue así cuando estalló el conflicto interno en Siria.2 La República Árabe Siria está ubicada en la región de Medio Oriente y comparte frontera con Turquía, Irak, Israel, Jordania, Líbano y el Mar Mediterráneo. Está conformada mayoritariamente por musulmanes de la rama sunita –quienes piensan que los líderes pueden o no descender directamente de Mahoma-, y con minoría chiita, a donde pertenece el presidente sirio y el grupo de poder –quienes piensan que sólo los descendientes de Mahoma están autorizados para ser líderes de fe-; en el contexto de la guerra civil siria, tanto los adversarios como los aliados en su mayoría tendrán una conexión con esta división dentro del Islam. Por ejemplo, Irán es un país de mayoría chií, por lo que apoyará al líder sirio, al igual que el grupo terrorista libanés Hezbolá, mientras que Arabia Saudita y Qatar, con mayoría sunnita, brindarán apoyo a los grupos rebeldes. Rusia no basa su apoyo al líder sirio por esta división, por lo que se expondrán las principales razones por las que el gobierno ruso otorga su apoyo a este país árabe. Anunciando desde el inicio su apoyo total al gobierno de Bashar al Asad, Rusia ha mostrado claramente dos posturas durante este conflicto: primero como mediador clave en negociaciones, y después, como actor protagónico cuando decidió comenzar una operación militar en Siria en septiembre de 2015. Al inicio del conflicto en 2011, Rusia causó indignación en Occidente -sobre todo en Estados Unidos y la Unión Europea-, y en general en todo Medio Oriente, por respaldar al régimen de al Asad, lo que ocasionó que se llevaran a cabo protestas en embajadas rusas en todo el mundo. Teniendo un papel limitado en la región, Rusia perfiló su participación como mediador entre Occidente y el gobierno sirio, así como restringirse a la estrategia de limitación de daños, especialmente después de la adopción en el Consejo de Seguridad (CS) de los seis puntos de alto el fuego3 que propuso Kofi Annan, enviado especial de Naciones Unidas (NU). Además, como parte del CS, Rusia vetó, junto con la República Popular China, resoluciones para una intervención armada en Siria, lo cual fue duramente criticado por organizaciones no gubernamentales como Amnistía Internacional, y es que el máximo que podía aceptar el gobierno de Putin era una misión de paz multilateral completa de NU 1 Se conoce como primavera árabe a “la oleada de protestas y revueltas ocurridas en el norte de África y Medio Oriente durante la primera mitad de 2011 para demandar un mayor proceso de democratización a los regímenes autoritarios que detentaban el poder” en Turner, Bryan, La ciudadanía árabe: la Primavera Árabe y sus consecuencias no intencionales, The Graduate Center, University of New York. (consultado el 17 de febrero de 2016), disponible en: <http://goo.gl/5TBtzR>. 2 Stepanova, Ekaterina, La política de Rusia en Oriente Medio ante la “primavera árabe”, (Consultado el 17 de febrero de 2013), disponible en: <http://www.estepanova.net/StepanovaRusOrienteMedio.pdf>. 3 Los seis puntos del Plan Annan eran 1) fin de la violencia, 2) diálogo político, 3) Ayuda humanitaria, 4) fin de las detenciones arbitrarias, 5) libertad para los periodistas, y 6) libertades para los sirios.

92


sólo con aceptación del gobierno sirio. Lo anterior provocó un deterioro en la imagen internacional de Rusia, por lo que ésta intentó mejorarla uniéndose a las demandas de Naciones Unidas para el acceso humanitario en territorio sirio. En septiembre de 2015, el gobierno ruso comenzó una operación militar en Siria; desde el mar Caspio disparó 26 misiles de crucero desde cuatro buques contra zonas controladas por “terroristas”. En octubre de ese mismo año, de manera sorpresiva, Bashar al Asad realizó su primera salida oficial desde que inició el conflicto para visitar Rusia, donde se reunió con Vladimir Putin y ambos reiteraron su esfuerzo conjunto para derrotar a los grupos extremistas en Siria. En esta misma visita, Putin dejó en claro que Rusia estaba lista no sólo para la acción militar, sino también para el proceso político hacia la paz,4 que evidenció la postura rusa de apoyar la posición del presidente sirio en cualquier negociación hacia una posible transición política. Después de los dos eventos antes mencionados, se reunieron en Viena los jefes de la diplomacia de Rusia, Estados Unidos, Turquía y Arabia Saudita para discutir el porvenir de Siria, donde se cimentó el inicio de una posible negociación para la transición política que no implica la salida de al Asad, pues tal como lo afirmó el gobierno ruso, no puede existir ninguna solución sin que se cuente con el mandatario sirio. En febrero del año en curso, se reunieron en Múnich, Alemania, los grupos encabezados por Estados Unidos y Rusia denominado “Grupo Internacional de Apoyo a Siria”; en éste se anunció la primera tregua en todo lo que va del conflicto, es decir, un cese de hostilidades y un incremento masivo de ayuda humanitaria. Esta detención de alto al fuego –que permitirá acciones defensivas y bombardeos en contra de grupos terroristas- será el punto de partida para una negociación “estable y duradera”, aunque será complicado que se ponga en práctica puesto que hay múltiples grupos que están combatiendo dentro de Siria. Como se ha mostrado, Rusia ha ajustado su participación dentro del conflicto sirio, pasando a detentar un papel más protagónico tanto en lo militar, como en la posible resolución del mismo; ¿qué es lo que ha motivado al gobierno de Putin para intervenir de tal manera en Siria? De manera concisa, se considera que hay de por medio intereses tanto económicos, políticos y geográficos que explican el comportamiento de Rusia en este enfrentamiento. Tal como se mencionó, Siria ha sido aliado constante de Rusia en Medio Oriente. Como 4 BBC, Bashar al Asad se reúne con Vladimir Putin en sorpresiva visita a Rusia. (Consultado el 18 de febrero de 2016), disponible en: <http://goo.gl/CPj0a0>.

93


interés geopolítico, es una realidad que, Rusia desea recuperar su influencia y posición como potencia tanto en sentido político como militar, en territorios donde Estados Unidos ha perdido dominio. Militarmente, Rusia “se ha restablecido como un poder indispensable, con el cual Occidente debe negociar –y en términos rusos.”5 Y es que fue evidente que el gobierno ruso lanzó un desafío frontal a la autoridad de Estados Unidos cuando, con menos de una hora de aviso, decidió lanzar los 26 misiles en territorio sirio. En esta misma línea, Rusia posee una base naval en Tartus, misma que forma parte de la escuadra rusa en el Mediterráneo. ¿Por qué es importante esta base? Ésta es la única instalación que tiene Rusia en mares abiertos, además que permite vigilar los destructores estadounidenses en la base hispano-norteamericana de Rota (Cádiz). Justamente ha sido a través de este puerto por el que han llegado aviones de transporte militar y barcos con vehículos blindados para apoyar al régimen sirio, teniéndose intensiones, de acuerdo a fuentes estadounidenses, de ampliarlo y mejorarlo. Por otro lado, existe la preocupación por el terrorismo mundial, y es que el propio Putin declaró que por lo menos 4000 personas originarias de repúblicas ex soviéticas se han integrado al EI, mismas que ahora están entrenadas y mentalizadas para atentar posiblemente en sus lugares de origen. Se ha convertido en objetivo importante para el gobierno ruso combatir a este grupo terrorista, pues han establecido –de acuerdo a información rusa- contacto con movimientos yihadistas en lugares como Chechenia, Daguestán, Ingushetia y otras zonas, mismo que perjudicaría la seguridad nacional y regional de Rusia. Como interés económico y político, Rusia busca que se levanten parte de las sanciones impuestas por su política en Ucrania; inteligentemente se ha transferido la atención de la opinión pública rusa hacia otra zona del mundo, posicionando a Rusia como un aliado del régimen sirio en contra de los yihadistas barbáricos.6 Adicionalmente, tal como se evidenció párrafos arriba, el gobierno ruso puso fin a la “diplomacia de aislamiento” -que también se ejecutó como castigo por el caso ucraniano- siendo ahora imprescindible en la mesa de negociación. “You will listen to us, you will not exclude us from the conversation”, es quizá el mensaje concreto que Rusia está mandado a Estados Unidos.7 Y es que existen algunos autores, como Ekaterina Stepanova, que aseguran que los mismos medios de información occidentales han “exagerado” la imagen del poder de Rusia para su beneficio, en otras palabras, existe una presión intensa sobre estos gobiernos por defender los derechos humanos de miles de ciudadanos sirios, pero no puede volver a ocurrir otra intervención directa como sucedió en Libia –recordando que la misma 5 Politico Magazine, Why is Putin really up to in Syria?, (Consultado el 17 de febrero de 2016), disponible en: <http://goo.gl/ WSzuvS>. 6 Ibídem. 7 Ibídem.

94


Rusia ha vetado resoluciones de intervención en el Consejo de Seguridad- por lo que la “intromisión” rusa en Siria sirvió de justificación para realizar un alto y repensar vías alternas que resuelvan el conflicto.

Conclusión De manera breve, se mostraron algunos objetivos que influyeron y que actualmente persisten para que Rusia decidiera intervenir de manera directa en el combate que existe dentro de Siria. Si bien se creía que el conflicto sirio terminaría de manera similar que otros países de Medio Oriente con la abdicación de al Asad, a casi cinco años del inicio de esta pugna, no existe evidencia que muestre una pronta resolución de la misma. La irrupción de actores externos ha hecho que este conflicto se torne más complejo, en medio de un entorno regional altamente volátil con Estados Unidos y Rusia encabezando los bandos. ¿Será que el primer ministro ruso, Dmitry Medvedev, tenga razón en pensar que se está reavivando la Guerra Fría? Independientemente del juego geopolítico que se está gestando en Medio Oriente, es una realidad que existe una crisis humanitaria y de refugiados que queda fuera de la órbita de los tomadores de decisiones como “necesidades apremiantes” que deben atenderse, puesto que los intereses políticos, económicos y geopolíticos priman y están dictando el camino que debe seguirse para determinar el desenlace de este conflicto.

Referencias: • ACNUR, Emergencia en Siria. (Consultado el 16 de febrero de 2016), disponible en: <http://goo.gl/6ctBC7>. • Animal Político, ¿Qué pasa en Siria? Una explicación del conflicto. (Consultado el 16 de febrero de 2016), disponible en: <http://goo.gl/x4hlLT>. • BBC, ¿Por qué Rusia se está implicando más en la guerra en Siria? (Consultado el 16 de febrero de 2016), disponible en: <http://goo.gl/Nc1EbC>. • BBC, Quién pelea contra quién en la guerra en Siria. (Consultado el 16 de febrero de 2016), disponible en: <http://goo.gl/Dzr3i1>. • CNN, ¿Cuál es la verdadera intención de los ataques de Rusia en Siria? (Consultado el 16 de febrero de 2016), disponible en: <http://goo.gl/SLQMmC>.

95


• El Mundo, Al Asad ve “difícil” un alto el fuego en Siria como proponen Rusia y EEU. (Consultado el 16 de febrero de 2016), disponible en: <http://goo.gl/MKIwkf> • El Mundo, EEUU y Rusia pactan un alto el fuego en Siria que entrará en vigor en una semana. (Consultado el 16 de febrero de 2016), disponible en: <http://goo.gl/DJvjkI>. • El País, Annan reconoce el fracaso de su plan de paz y busca la cooperación de Rusia. (Consultado el 18 de febrero de 2016), disponible en: <http://goo.gl/Lf876l>. • El País, Rusia ataca en Siria a varios grupos enemigos del régimen de El Asad. (Consultado el 18 de febrero de 2016), disponible en: <http://goo.gl/BFcwSZ>. • El País, Rusia ataca en Siria con misiles desde las aguas del Mar Caspio. (Consultado el 18 de febrero de 2016), disponible en: <http://goo.gl/ChDc13>. • El País, Rusia estrecha lazos con Siria para afirmarse como potencia global. (Consultado el 18 de febrero de 2016), disponible en: <http://goo.gl/IIldgY>. • El País, Rusia negocia con EEUU y sus aliados una transición en Siria. (Consultado el 18 de febrero de 2016), disponible en: <http://goo.gl/5Dbb4s>. • El País, Siria se convierte en la última apuesta del jugador Putin. (Consultado el 18 de febrero de 2016), disponible en: <http://goo.gl/ZkxT07>. • La Jornada, Casi 500 mil muertos en Siria en cinco años: informe. (Consultado el 16 de febrero de 2016), disponible en: <http://goo.gl/AgsOOj>. • Milenio, Siria, conflicto más peligroso desde 2a Guerra Mundial: ACNUR. (Consultado el 16 de febrero de 2016), disponible en: <http://goo.gl/5GiIdp>. • Politico Magazine, Why is Putin really up to in Syria? (Consultado el 17 de febrero de 2016), disponible en: <http://goo.gl/WSzuvS>. • Stepanova, Ekaterina, La política de Rusia en Oriente Medio ante la “primavera árabe”. (Consultado el 17 de febrero de 2016), disponible en: <http://www.estepanova. net/StepanovaRusOrienteMedio.pdf>.

96


• Turner, Bryan, La ciudadanía árabe: la Primavera Árabe y sus consecuencias no intencionales, The Graduate Center, University of New York. (Consultado el 17 de febrero de 2016), disponible en: <http://goo.gl/5TBtzR>.

97


INSERCIÓN DE LA MUJER EN EL ÁMBITO LABORAL EN EL EGIPTO ACTUAL WENDOLINE GARCÍA OCADÍZ

Egipto es un país con una larga trayectoria de lucha feminista1, existen organizaciones históricas y una lucha incesante por acceder a la esfera pública; ya sea mediante la educación, la organización de sindicatos o desde la academia, las mujeres han tratado de insertarse en la sociedad desde una posición distinta a la de subordinación asociada a algunas interpretaciones del Corán. Las mujeres fueron un bastión en los logros políticos obtenidos en la revolución del 2011, durante 18 días lucharon codo a codo con los hombres para ejercer su derecho a manifestarse y a establecer la democracia en su país, exigieron, junto con los hombres, mejores condiciones de vida, avances económicos, derechos laborales y sociales, sin embargo una vez que se estableció un nuevo régimen, tal como ha sido de forma histórica, las demandas de las mujeres quedaron relegadas en la agenda política. Electo Mohamed Morsi presidente, candidato de los Hermanos Musulmanes, las mujeres tuvieron un revés en lo que a libertad se refiere, con el inicio de las protestas para que renunciara al poder, se elevaron los actos de violencia en contra de ellas, las participantes en las manifestaciones fueron violentadas y la respuesta de gran parte de los agresores solía ser que si hubiesen estado en su casa no hubieran sido atacadas, posterior al derrocamiento de este gobierno, la tendencia en las agresiones y el acoso en las calles se mantuvo en tanto que se mediatizó también por todo el mundo.2 En este escenario en el que pareciera ser que las mujeres están cuasi obligadas a permanecer en la esfera privada a pesar de sus esfuerzos por insertarse en la vida pública y la sociedad como entes productivos y participativos, surge la inquietud de este ensayo. Detrás de las largas columnas periodísticas hablando de violencia y desigualdad en el medio oriente y de un ambiente global que exige cada vez más la participación de todos los miembros de la familia en el mercado laboral, ¿cómo se insertan las mujeres egipcias en este mercado?, ¿qué tipo de empleos ocupan?; este ensayo propone ubicar los ámbitos en dónde se encuentran laborando estas mujeres, la educación que poseen, los sitios donde radican y las dificultades que enfrentan para poder participar de la actividad económica, incluyendo las Leyes Personales, la Constitución y los usos y costumbres de su país. 1 Los primeros indicios de lucha organizada por los derechos de las mujeres se presentaron poco después de la independencia de Gran Bretaña en 1922, sin embargo anteriormente existieron en la historia de esta lucha mujeres como Hind Nafwal, quien fundó un periódico para mujeres en Alejandría en 1892, Huda Shaarawi quién fundó una sección femenina en 1908 en la Universidad del Cairo y en 1914 colaboró en la creación de la “Asociación de Mujeres Egipcias” y presidió el “Comité Central de Mujeres Wafdistas” del partido nacionalista Wafd. del que se escindieron en 1923 pasando a formar parte de la Unión Feminista Egipcia (UFE). Hombres como Qasim Amin, intelectual y miembro del comité fundacional de la Universidad también inició una línea de estudios sobre las visión tradicional y la interpretación del Corán para reivindicar el papel de la mujer en el islam y aunque las demandas que plantearon desde entonces tanto intelectuales como activistas siguen siendo el meollo del discurso feminista de diversas organizaciones, el precedente de una conciencia de su situación y esfuerzos constantes para mejorarla han sido la constante de las mujeres en este país. (Azaola, 2004) 2 Constantes casos de mujeres violadas y agredidas entre ellas incluso periodistas extranjeras fueron reportados durante estas protestas, como parte del intento de los Hermanos Musulmanes y aquéllos que lo apoyaban para sofocar el movimiento revolucionario de la sociedad, incidiendo en el abandono del movimiento debido al miedo a sufrir represalias. (Boros, 2013)

98


Nos enfrentamos a un escenario mundial en el que gran parte de la población rural ha sido expulsada hacia las ciudades, el ingreso monetario se hace una necesidad una vez perdida la cuna campesina en la que el autoconsumo, la autoproducción y las redes familiares y vecinales eran los pilares sobre los cuales la economía familiar se sostenía. En Egipto, tan sólo entre 1981 y 2008 la participación de las mujeres en el ingreso familiar mediante el empleo formal pasó de 10.9% a 22.5%, y si se anexa el sector informal3 alcanzaba el 46% del total. (ITUC, Egalité, 2012). Actualmente Egipto cuenta con 89.5 millones de habitantes, el 43% de ellos reside en ámbitos urbanos4, se entendería que la inserción en la vida pública y en el ámbito laboral de las mujeres se ha convertido en una cuestión normal, por lo que a pesar de las continuas luchas entre el deber salir a trabajar y el “poder hacerlo”, tímidamente han ido ocupando puestos de trabajo en diversas industrias, comercios y servicios. Por su parte en el campo la participación en ocupaciones remuneradas según las encuestas es más baja, estas mujeres ocupan su tiempo en tareas que permiten la subsistencia de su familia y debido a la no percepción de un salario no se observan dentro de las estadísticas, sin embargo en uno de los estudios se contará con una definición de empleo extendido que permitirá delimitar mejor la participación de las mujeres rurales en el ingreso familiar. Un rasgo a observarse y en el cual muchos de los estudios consultados hacen énfasis es, en la diferencia en la participación de las mujeres casadas alguna vez ya sea que se encuentren aún dentro del matrimonio, separadas, divorciadas o viudas y las que nunca se han casado, por tanto, también se abordará la cuestión del estado civil de las mujeres egipcias como una variable importante en la determinación de la Tasa de Participación de la Fuerza Laboral Femenina en el mercado egipcio. En un estudio del 2015 publicado en el contexto del Foro de Investigación Económica, en los indicadores con respecto a la Brecha de Género de 2012, Egipto ocupa la posición 126 de entre 135 países y el 130 entre 135 en el indicador de participación en la fuerza laboral, con una participación de tan sólo 24% de mujeres contra 79% de varones de la población económicamente activa en el mercado (Hendy, 2015). Las pérdidas de PIB per cápita correspondientes a la disparidad de género en el mercado laboral constituye un costo demasiado alto, según el reporte del FMI de septiembre de 2013 “Las mujeres, el trabajo y la economía: Beneficios macroeconómicos de la equidad de Género” (Elborgh-Woytek et al., FMI, 2013), para Egipto el escenario de incentivar la participación femenina en el mercado laboral reportaría un crecimiento en el PIB de 34%, contra 5% en Estados Unidos y 12% en los Emiratos Árabes Unidos por ejemplo. 3 Esta categoría incluye empleo en el comercio, agricultura, artesanías y servicios domésticos. 4 Datos del Banco Mundial. Población, 2014. Porcentaje de población urbana, periodo 2011-2015.

99


Por lo que excepcionalmente para Egipto la urgencia de encontrar mecanismos sociales y de política que permitan a las mujeres participar activamente en el ámbito económico resulta no sólo atractivo, sino, necesario. Bajo este escenario y tomando en cuenta la crisis de 2008 y la desestabilización económica posterior a la revolución de 2011, ¿podría en Egipto estar operando un círculo en el que el bajo crecimiento económico impide la inserción de las mujeres al mercado laboral, y así mismo las altas tasas de segregación en el empleo, dejando fuera a las mujeres, impide el crecimiento económico?, o por el contrario, el foco de atención sobre la participación femenina actual es sólo una revisión de la segregación histórica de las mujeres en este país que ha llamado la atención de los estudiosos en los últimos años debido a la tendencia mundial de la incorporación al trabajo de las mujeres y la introducción en la agenda política internacional del empoderamiento y la equidad de género.5

Las mujeres egipcias en cifras De la población total en Egipto para el año 2015, 45.3 millones son mujeres, (Atlas Knoema, 2015), la tasa de población activa femenina6 es de sólo 24% y de éstas el porcentaje de mujeres con empleos vulnerables representaba para el año 2013 46% del empleo (Banco Mundial, 2014).7 Inquirir las características de esta población activa (edades, estado civil y procedencia geográfica), así como escudriñar porqué casi la mitad de las mujeres que se incorporan a la actividad productiva se encuentran en condiciones de precariedad es lo que haremos a continuación. Datos del Central Agency for Public Mobilization And Statistics (CAPMAS) (EBRD, 2015) mostraban para el año 2009 una estructura laboral femenina dividida de la siguiente forma: del total de la mano de obra 43.3% era absorbida por la agricultura, 5.1% en la industria, 5.9% en el comercio, 45.5% en servicios (de los cuáles el 39.9% se encontraba en la administración, educación y salud), si se restaba el sector agrícola, la proporción de servicios se elevaba a 80.4%, con un 69.3% en los sectores administración, educación y salud, las industrias representaban un 9.0% y el comercio 10.5%. De este conjunto propietarias, empleadoras y trabajadoras familiares sin remuneración conformaba el 23.2% del total, en tanto que las empleadas remuneradas representaron un 76.8%, lo cual se corresponde casi por completo con las empleadas en el sector servicios consistente en administración, educación y salud, empleos formales con todas las prestaciones sociales y condiciones bien establecidas por un contrato. 5 A partir de que países como Japón y Alemania comenzaron a invertir sus pirámides poblaciones y que en América Latina los sistemas de pensiones comenzaron a ser una preocupación, la inserción de las mujeres como respuesta a los problemas demográficos y laborales se observó como un desahogo de la presión que se ejerce sobre la constricción de la fuerza laboral y como alternativa más deseable a la migración y los costos políticos y electorales de la pérdida de derechos de los adultos mayores en materia de Política Social, ejemplos de ellos son los programas y políticas emprendidas para incentivar la participación de las mujeres en Japón de Abe Shinzō: Womenomics. 6 La tasa de población activa es la proporción de la población de 15 años de edad o más económicamente activa: todas las personas que aportan trabajo para la producción de bienes y servicios durante un período específico. 7 El empleo vulnerable se refiere a los trabajadores familiares no remunerados y a los trabajadores autónomos como porcentaje del empleo total.

100


La fuerte tendencia de las mujeres a emplearse en el sector Servicios, particularmente en administración, educación y salud, altamente relacionado con la administración pública en empresas estatales, dependencias gubernamentales, hospitales, centros de salud públicos y las escuelas, nos muestra la preferencia de las mujeres por un empleo con ciertas características, la seguridad del ingreso, el acceso a instancias de cuidado infantil, flexibilidad de horario y permisos por lactancia y maternidad retribuidos, normalmente ofrecidos en empleos provistos por el Estado y profundamente relacionados con el rol tradicional de la mujer. La participación en la industria y otras actividades comerciales se ve mermada por la falta de estas prestaciones y las características en general de la iniciativa privada como jornadas extendidas de trabajo que no concilian la vida laboral con la familia y la carencia de prestaciones, aunado a la presencia de un gran número de varones en la misma, incide en la decisión de muchas mujeres quienes prefieren no participar en la actividad económica a la posibilidad de tomar estos empleos. Las diferencias entre el empleo en la población rural y urbana es muy contundente. Mientras que para el año 2012 el 61% del empleo femenino urbano se concentra en el Gobierno, y si añadimos el 7%de empresas públicas, tenemos un 68% del total participando de la administración pública, 19% en la iniciativa privada, dividiéndose entre formal 8% e informal 11%, empleadoras y autoempleo con 8% y tan sólo un 4% en actividades sin remuneración. Para la población rural el grueso también se concentra en el empleo gubernamental con 39%, sin embargo, la siguiente participación mayoritaria se concentra en actividades no remuneradas (33%), siendo una cifra significativa también el autoempleo y las empleadoras con 19% y una muy baja participación en la iniciativa privada formal de tan sólo 3% e informal con 9%,(Hendy, 2015), podemos observar que aún en el medio rural predomina el gobierno como fuente primaria de trabajo, pero también que gran parte de las mujeres que laboran en este medio, no son remuneradas por los servicios que prestan. El estudio de Hendy, utiliza dos conceptos de empleo, el estándar8 y el extendido9. Mediante ambas mediciones la participación de las mujeres en la fuerza laboral se modifica en varios puntos porcentuales, lo que nos da una idea del sesgo en las encuestas y datos referentes sobre todo en el empleo rural. Mientras que para la definición estándar para el año 2012 en áreas rurales, la tasa de participación femenina laboral TPFL representaba el 21.1%, utilizando la definición extendida llegaba a 39.0%.(Hendy, 2015). Es de destacar que aun cuando el gobierno como fuente de empleo es bastante representativo en este sector, tal como se había indicado, muchas mujeres en estas áreas desempeñan actividades de subsistencia y cuidado que no son retribuidas ni contabilizadas, lo que 8 Personas que se encuentran ocupadas en alguna actividad económica para propósitos de intercambios en el mercado. 9 Adiciona a la primera categoría personas ocupadas únicamente en trabajo con propósitos de subsistencia.

101


significa un sesgo importante en la información a la hora de realizar el conteo de la fuerza laboral femenina en condiciones precarias y condición de vulnerabilidad, en el que normalmente sólo se cuentan a las trabajadoras de la iniciativa privada del sector informal o el autoempleo. Con respecto al matrimonio, que también es un factor determinante en la relación de la mujer egipcia con el trabajo, hay una proporción mayor de mujeres que nunca han contraído matrimonio trabajando en la iniciativa privada, para el año 2012 estas mujeres representaban el 25% del empleo formal y el 23% del empleo informal privado, en tanto que las mujeres que alguna vez estuvieron o están casadas solamente participaban en un 4% y 8% respectivamente. La permanencia en el sector privado también resulta interesante, mujeres que antes de casarse trabajaban en el estado conservaron su trabajo mientras que las que laboraban en la iniciativa privada optaron por abandonar sus lugares de trabajo. (Assad y El-Hamidi, 2009 en Hendy, 2015). Respecto a lo que se refiere a la independencia económica mediante el desarrollo de proyectos productivos, es difícil discernir entre las mujeres que emprenden un negocio y los sectores en los que se avocan con los datos provistos ya que están englobados, sin embargo el índice global de emprendedoras egipcias para el estudio era de 2.4% (EBRD, 2015) de lo cual se puede discernir que las mujeres egipcias encuentran barreras importantes al intentar introducirse al mercado en esta modalidad, algunas de ellas podrían ser el acceso a los créditos, la dificultad de interrelacionarse en el mercado y por último la que resulta quizá más abrumadora para ellas, el trato con proveedores, clientes y empleados en el espacio público que serán en su mayoría sujetos del sexo masculino. El tiempo que usan las mujeres en tareas del hogar, debido a la división tradicional de roles de género en los hogares también resulta preponderante a la hora de intentar equilibrar el empleo y la familia, sobre todo en una sociedad en la que los roles de género reconocen en la figura femenina la obligación de llevar a cabo la totalidad de las tareas asociadas con el cuidado de los hijos y las labores domésticas. Los datos nos muestran una distribución casi homogénea entre las mujeres que trabajan hayan estado casadas o no, rondando entre 55 y 70 horas a la semana entre tareas domésticas y el mercado de trabajo, la diferencia se hace más evidente entre las mujeres que no laboran fuera de casa, en esta categoría las mujeres que nunca han estado casadas tienen un promedio de entre 8 y 16 horas por semana, en tanto que las mujeres que alguna vez han estado casadas o siguen casadas superan las 25 horas semanales y llegan hasta 33 (Hendy, 2015), o sea, más del doble, por lo cual haber estado casada o seguir casada, ser viuda o separada,

102


implica una carga de trabajo doméstico mucho más fuerte que las mujeres que nunca se han casado, y esa podría ser una razón por la cual algunas de ellas consideran incompatible la conjugación casa-trabajo y deciden salir permanentemente del mercado laboral. Otro factor determinante en la consecución de un trabajo es la edad, para las mujeres jóvenes los obstáculos son aún mayores, la falta de experiencia y el alto nivel de desempleo actual, así como la construcción de plazas en el gobierno, que aún para las más jóvenes sigue siendo el empleo más deseable, hace más complicada su entrada al mercado de trabajo. En comparación con los hombres jóvenes que ya no se encuentran estudiando, la proporción de mujeres fuera del mercado laboral en 2012 era muy amplia, un 82.1% contra sólo 13.6% de los varones, esto es 6.5 millones de mujeres jóvenes no estaban estudiando ni trabajando. El 59% de ellas se había casado, pero el restante 41% no tenía ningún impedimento para incorporarse al mercado laboral (Sieverding, 2012)10, excepto el mismo y el bajo índice de desempleo comparado con el número de mujeres inactivas nos demuestra que ellas no se encuentran buscando incorporarse. Las tasas de desempleo también son más altas mientras más alto sea el nivel de educación, volviendo al planteamiento de que mientras más alto grado tengan menos dispuestas se encuentran a tomar empleos que no cumplan con los criterios de seguridad económica y social, 19% de las recién egresadas universitarias citaron como causa de no tener un trabajo la falta de una oferta que coincida con su perfil y 16% con una paga que se ajuste a las tareas a realizar, eso nos lleva a otra cuestión, la comunicación entre las escuelas y el mercado laboral, para poder absorber a los egresados de carreras universitarias, técnicas y profesionales la vinculación entre los empleadores y las entidades educativas es fundamental, si ésta no es efectiva, se reflejará en el mercado de trabajo, y será aún más evidente en la población más joven. Aunado a las discrepancias entre estos sectores, el método de búsqueda en las mujeres también resulta menos efectivo que el de los varones, su método primario es la competición por un puesto en el gobierno (50.7%) seguido del envío de solicitudes de trabajo y aplicar vía remota (42.7%), mientras que los jóvenes prefieren pedir ayuda a sus familiares y amigos (60.4%), enviar solicitudes de trabajo (39.8%) e ir al lugar de trabajo directamente y contactar al empleador (34.2% y 26.8% respectivamente), (Sieverding, 2012). El contacto directo y las relaciones personales son la forma preferida de los varones, mientras que las mujeres siguen optando por medios electrónicos e institucionales. A pesar de que en una gran mayoría de países a mayores índices de alfabetización y grado educativo, la persistencia del desempleo de mujeres con educación terciaria o profesional 10 En Egipto los hombres tienen la posibilidad de prohibir a su esposa trabajar si así fue concertado en el contrato de matrimonio.

103


es mucho mayor que el de las mujeres que cursaron la primaria o aquellas sin educación, esto podría responder a las condiciones de los empleos que ofrece el mercado, así como a los salarios relacionado con la necesidad inmediata de ofrecer su mano de obra y los deseos que tienen estas mujeres sobre un empleo. Dentro de las mujeres con menor educación y capacitación la urgencia económica pudiera ser un factor que les obligue a soportar peores condiciones de trabajo y menores salarios. En el año 2012 la tasa de desempleo entre mujeres con educación universitaria era del 32.6%, en tanto que para los varones representaba solamente el 15.2%, para ese mismo año la tasa general fue de 25% para mujeres y 10% para varones. (EBRD, 2015). Según datos del banco Mundial, en Egipto el desempleo total femenino para el año 2014 asciende a 27.8% 11(BM, 2014), al respecto es importante recalcar precisamente en este indicador que la tasa de desempleo tuvo un aumento considerable en el año de 2011 de más de 4%, revisar los sucesos a partir de la Primavera árabe en Egipto podría darnos un indicio de constricciones en los empleos en el sector público y endurecimiento de las condiciones legislativas que modificaban la situación social y por tanto laboral de las mujeres, razón por la cual en el siguiente apartado observaremos algunas condiciones del entorno político y económico nacional e internacional.

El escenario del mercado laboral egipcio A primera vista y de forma hipotética los factores sociales y familiares podrían explicar la baja tasa de participación femenina en el mercado laboral, estructuras patriarcales fuertes y factores culturales y religiosos forman una barrera para la movilidad en el ámbito social de las mismas, comúnmente las mujeres esperarían que el hombre fuera el proveedor de la casa mientras ellas se ocupan de los niños y las tareas domésticas. Las Leyes Personales que limitan las salidas del país de las mujeres, el acceso a la herencia de los padres12 y la dificultad para conseguir el divorcio aún ante condiciones adversas o la pérdida de la patria potestad de los hijos podría ser otro motivo para desistir en la búsqueda de un trabajo, así mismo factores de política social como el costo y provisión del cuidado de sus hijos (guarderías o escuelas de tiempo extendido); permisos de maternidad y lactancia pueden ser otro punto de quiebre y finalmente las políticas de la iniciativa privada en la selección del personal tomando en cuenta que debido a la provisión de seguridad social podría ser más caro contratar mujeres que hombres. La constitución por tanto representa un obstáculo en virtud de que tiene una posición contradictoria entre el discurso de igualdad entre los ciudadanos y la obligatoriedad de 11 Desempleo como % de la población activa femenina (estimación modelado OIT). El desempleo es la proporción de la población activa que no tiene trabajo pero que busca trabajo y está disponible para realizarlo. Las definiciones de población activa y desempleo difieren según el país. 12 Las mujeres sólo pueden acceder a la mitad de la herencia que reciben los varones.

104


seguir los principios de la Sharia, en el sentido que ésta es susceptible de interpretaciones diversas que no siempre garantizan la libertad, participación y movilidad de la mujer en todos los ámbitos. Así mismo en la estructura económica de Egipto podríamos encontrar otros motivos por los cuáles la mano de obra femenina no ha sido absorbida, normalmente en una economía en desarrollo, el grueso de la mano de obra no calificada y que expulsa el sector agrícola en detrimento de su población rural, será absorbida en las ciudades por las industrias manufactureras que requieran mano de obra de baja cualificación, sin embargo en el caso de Egipto la economía se encuentra terciarizada, representando el sector servicios el 45.6% del PIB para el año 2014. En economías terciarizadas que no tuvieron tiempo de desarrollar ni siquiera industrias básicas la inserción de las mujeres sobre todo en sociedades fundamentalmente tradicionales depende de la expansión de los sectores salud y educación, en el que el empleo se encuentra feminizado, relacionado con el cuidado de niños, enfermos y ancianos y en el caso particular de Egipto con una tendencia muy marcada en el sector gubernamental, sin embargo todos se encuentran interrelacionados y bajo la tendencia del adelgazamiento; quizá el sector con mayor probabilidades de absorber profesionales podría ser el educativo, pero mientras mayor sea la tendencia de los jóvenes a enfrentarse a altas tasas de desempleo en los niveles educativos más altos, menor será el incentivo de próximas generaciones para estudiar un grado universitario o superior. La marcada preferencia por el sector gubernamental de las mujeres a la hora de buscar un empleo reduce mucho su mercado laboral y en un mundo que exige cada vez más el adelgazamiento del Estado puede ser un motivo por el cual gran parte de las profesionistas egipcias deciden permanecer en sus hogares, siendo un recurso subutilizado para su país y en detrimento del crecimiento económico que hubiesen podido generar.13

Conclusión En lo que se refiere a la inserción de las mujeres en el mercado laboral, Egipto enfrenta retos muy serios, tanto en los aspectos social y legislativo como en el establecimiento de políticas públicas que permitan una participación más dinámica en el mercado. Dentro del primer aspecto, el social es quizá donde las barreras sean más difíciles de sortear, años de usos y costumbres arraigadas e institucionalizadas por la Sharia requerirán un cambio paulatino y generacional, pero justo en esta generación de madres que 13 En el periodo presidencial de Nasser (1956-1970) existió una garantía de obtener un empleo en el sector gubernamental siempre que se contara con un título de bachillerato o superior individualmente de su género. Visto por Hatem se creó algo similar a un “feminismo de estado”, en el que las mujeres gozaron de oportunidades de estudio y empleo, pero bajo el cual las Leyes Personales siguieron ejerciendo la misma presión social, atenuada solamente por la introducción de las mujeres a la fuerza productiva de forma masiva en el Gobierno. (Hatem, 1992 en Sika, 2014). A partir de la apertura general de la economía a mediados de los 80 y principios de los 90’s la transición de un trabajo garantizado por el estado a un ámbito laboral de una economía de libre mercado fungió como un paralizador de la participación de la fuerza femenina.

105


lucharon por la revolución podría plantarse la semilla de la reivindicación de los derechos de la mujer egipcia sin importar su clase social o religión, a la libertad, la seguridad, la libre elección de profesión y sobre todo a intentar establecer poco a poco un cambio al interior de los hogares a fin de compartir la carga de labores domésticas y el cuidado de los niños con sus parejas a fin de encontrar un equilibrio entre la casa y el trabajo. Por el lado de la academia, las investigaciones y apoyo desde las revistas y la Universidad resulta fundamental para que más mujeres se acerquen a los cuestionamientos planteados ya hace un siglo sobre las interpretaciones del Corán y su verdadero significado en lo que respecta a la esfera de participación de las mujeres. Las jóvenes representan la esperanza de un cambio para las siguientes generaciones, pero es necesario hacerlas partícipes de ideas que las hagan observarse a sí mismas desde un punto de vista distinto, un buen ejemplo sería el de acceder a empleos que requieran estar en contacto constante con varones o la posibilidad de emprender un negocio limitando estas barreras ideológicas de sectores en los que puede y no puede incursionar una persona de sexo femenino, educando también a los varones en el seno familiar respecto a estos asuntos. Legislativamente quizá sea el terreno donde los costos políticos y electorales bloqueen toda posibilidad de cambio e incluso se logren retrocesos a favor de la idea tradicional de la mujer musulmana, pero en tanto se logre que las mujeres tengan cuotas de participación en las Cámaras y se muestren un poco más organizadas y participativas como sociedad civil, es más probable que la agenda política vire hacia sus demandas, incluyendo las del sector laboral entre las que se destacarían las que concilian a la mujer trabajadora con la mujer madre, como el periodo de lactancia, la baja por maternidad y el acceso al cuidado de los hijos, que deberían ser un derecho universal para cualquier mujer que participe activamente en la economía indistintamente de hacerlo en la iniciativa privada o pública. Mediante la participación política de las mujeres se podrían reforzar los Estatutos Personales y la Constitución para que se confabulen de forma positiva y no al contrario en lo que se refiere al papel de la mujer en la sociedad. La vinculación educativa con la iniciativa privada resulta fundamental en tanto que las mujeres que se gradúan están siendo subutilizadas en una buena parte porque las carreras universitarias proveen al mercado de trabajadores incompatibles con la estructura económica sectorial de este país. Medidas de carácter económico como incentivar el crecimiento de las pequeñas y medianas empresas para que puedan proveer empleos de calidad, así como incentivos económicos para desagregar la economía de los centros urbanos formando nuevas ciudades

106


industriales, proveyendo de infraestructura y transportes que permitan a las mujeres de comunidades alejadas acercarse a fuentes de empleo formales. En materia de política pública los incentivos fiscales como fuente principal para dirigir a la iniciativa privada a la contratación de mujeres mediante descuentos en los impuestos, la imposición de cuotas femeninas dentro de la mano de obra y la consecución de políticas sociales más conciliatorias en términos de la maternidad abrirían una puerta para todas aquellas mujeres casadas y madres que no se incorporan al mercado por la falta de condiciones amigables en la condición a la que tradicionalmente se las ha asociado. Pero lo más importante es la concepción y conciencia que tengan las mujeres de sí mismas, en una sociedad como la de Egipto porque sus oportunidades de cambio serán directamente proporcionales a la lucha por su reconocimiento igualitario en todos los ámbitos.

Referencias: • Aboul Ela, Magda. Between Family and Market: the decline of professional employment among Egyptian female university graduates. Master degree Thesis, The American University in Cairo, School of Global Affairs and Public Policy. (Consultado en febrero de 2016), disponible en: <http://dar.aucegypt.edu/bitstream/handle/10526/3175/Magda_Ahmed_%20Thesis%20final%20Spring%202012%20%2B%20Dar.pdf?sequence=3>. • Assaad, Ragui Women’s Participation in paid employment in Egypt is a matter of Policy not simply ideology en Policy Brief 022, Egypt Network for Integrated Development. Consultado en febrero de 2016 en: <ttp://enid.org.eg/Uploads/PDF/PB22_women_employment_assaad.pdf>. • Assaad, Ragui; El-Hamidi Fatma (2002). “Female Labor Supply in Egypt: Participation and Hours of Work.” Human Capital: Population Economics in the Middle East. I.B. Tauris Publishers, London. (Consultado en febrero de 2016), disponible en: <https://www.academia.edu/911677/Female_labor_supply_in_Egypt_participation_and_hours_of_work>. • Assaad , Ragui; Krafft, Caroline (2013). The structure and evolution of employment in egypt: 1998-2012. Working Paper 805, The Economic Research Forum (ERF) , Dokki, Giza, Egypt November. (Consultado en febrero de 2016), disponible en: <http://erf. org.eg/publications/structure-evolution-employment-egypt-1998-2012/>.

107


• Atlas de Datos Knoema. Población femenina para 2015 Egipto. (Consultado en febrero de 2016), disponible en: <http://knoema.es/atlas/Egipto/topics/Datos-demogr%C3%A1ficos/Poblaci%C3%B3n/Poblaci%C3%B3n-femenina>. • Azola, Piazza Bárbara (2004). Participación política y social de la mujer egipcia. Feminismo /s: revista del Instituto de Investigación de Estudios de Género de la Universidad de Alicante, ISSN 1696-8166, Nº. 3, págs. 161-174. (Consultado en febrero de 2016), disponible en: <https://dialnet.unirioja.es/servlet/revista?codigo=7663>. • Banco Mundial, Datos. (Consultado en febrero de 2016), disponible en: <http://datos. bancomundial.org/indicador/SL.UEM.TOTL.FE.ZS/countries/EG?display=graph>. • Boros, Crina (2013). Egypt is worst Arab state for women, Comoros best: survey. Reuters, Life, Nov, 12. (Consultado en febrero de 2016), disponible en: <http://www. reuters.com/article/us-arab-women-idUSBRE9AB00820131112>. • Elborgh-Woytek, Katrin et al (2013). Departamento de Estrategia, Políticas y Evaluación y Departamento de Finanzas Públicas. Las mujeres, el trabajo y la economía: Beneficios macroeconómicos de la equidad de género. FMI, Septiembre. (Consultado en Febrero de 2016), disponible en: <https://www.imf.org/external/spanish/pubs/ft/ sdn/2013/sdn1310s.pdf>. • European Bank for Reconstruction and Development (2015). “III.Women’s labour force participation in Egypt, Jordan, Morocco, Tunisia and Turkey” y “IV. Legal pluralism in Egypt, Jordan, Morocco, Tunisia and Turkey” en Enhancing women’s voice, agency and participation in the economy. EBRD, United Kingdom, London, pp. 22-31. (Consultado en febrero de 2016), disponible en: <http://www.empowerwomen.org>). • Hatem, M. F. (1992). Economic and Political Liberation in Egypt and the Demise of State Feminism. International Journal of Middle East Studies, 24(2), 231–251. (Consultado en febrero de 2016), disponible en: <http://www.jstor.org/stable/164296>. • Hendy, Rana (2015). Women’s participation In the egyptian labor market: 1998-2012. The Economic Research Forum (ERF), Egypt. (Consultado en febrero de 2016), disponible en: <http://erf.org.eg/wp-content/uploads/2015/12/907.pdf>. • International Trade Union Confederation. Egalité. Egypte, Jordanie, Tunisie: la place

108


des femmes au travail. ITUC, CSI, IGB, Bruxelles, Belgique Informe (consultado en febrero de 2016), disponible en: <http://www.ituc-csi.org/IMG/pdf/reportage_femmes. pdf>. • Kabeer, Naila (2013). UN Women: Women’s Economic Empowerment Section Paid work, women’s empowerment and inclusive growth. Transforming the structures of constraint. Estados Unidos, Enero. (Consultado en febrero de 2016), disponible en: <http://www2.unwomen.org/~/media/headquarters/attachments/sections/library/publications/2013/1/paid-work-womens-empowerment-and-inclusive-growth2%20pdf. pdf?v=1&d=20141013T121454>. • Lohmann ,Tanja (2010). Labor Regulation and Female Labor Market Participation, A Country Study of Egypt. Regional Programme Economic Integration of Women (MENA), Agosto. (Consultado en febrero de 2016), disponible en: <http://econowin. org/wp-content/uploads/2014/11/Labor-Regulation-and-Female-Labor-Market-Participation-in-Egypt.pdf>. • ONU Mujeres (2014). Las primeras cooperativas de mujeres cambian las vidas y las tierras en el Alto Egipto. Septiembre 15 Nota. (Consultada en febrero de 2016), disponible en: <http://www.unwomen.org/es/news/stories/2013/10/women-cooperatives-in-upper-egypt#sthash.bwxFJhqH.dpuf>. • Ruiz-Almodóvar, Caridad (1995). Leyes de Estatuto personal de Egipto. (Tr). Actas XVI Congreso UEAI. Ed. Concepción Vázquez De Benito y Miguel Ángel Manzano Rodríguez. Salamanca: Agencia Española de Cooperación Internacional-Consejo Superior de Investigaciones Científicas-Union Européenne d'Arabisants et d'Islamisant, pp. 463-479. (Consultado en febrero de 2016), disponible en: <https://www.academia. edu/239925/Las_leyes_de_Estatuto_Personal_de_Egipto>. • Sayre, Edward; Hendy, Rana. Female labor supply in Egypt, Tunisia and Jordan. Paper presentado en la Reunión de ASSA en Filadelfia, Estados Unidos. (Consultado en Febrero de 2016), disponible en: <https://www.aeaweb.org/aea/2014conference/program/ retrieve.php?pdfid=398>. • Sieverding, Maia (2012). Female disadvantage in the Egyptian Labor Market: A youth perspective. SYPE, Policy Brief No. 4. The Population Council, Inc. (Consultado en febrero de 2016), disponible en: <http://www.popcouncil.org/uploads/pdfs/2012P-

109


GY_SYPEPolicyBrief4.pdf>. • Sika, Nadine (2014). “An Egyptian Spring for women?”. En Olimat, Muhammad ed. Arab Spring and Arab.Challenges and Oportunities. Routledge International Handbooks. London. (Consultado en febrero de 2016), disponible en: <https://books.google.com. mx/books?id=-gg3AgAAQBAJ&printsec=frontcover&hl=es#v=onepage&q&f=true>. • UN Women (2012). Women’s Economic Empowerment Section, Policy Division; ILO: Gender Equality Bureau. Policy Brief. Decent Work and Women’s Economic Empowerment: Good Policy and Practice. (Consultado en febrero de 2016), disponible en: <http://www.ilo.org/wcmsp5/groups/public/---ed_emp/---emp_ent/---ifp_seed/ documents/genericdocument/wcms_184878.pdf>. • United, State Agency (2009), International Development, EGYPT Laws Regarding Gender, Reproductive Health and Family Planning. Washington DC, July. (Consultado en febrero de 2016), disponible en: <http://www.esdproj.org/site/DocServer/ EGYPT_-_Legal_Summary.pdf?docID=3745>.

110


111


Resultados de la primera ediciรณn

112

Compilación de ensayos  
Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you