Page 1

Contribuciones de la gesti贸n cultural al desarrollo local

Stella Maris Leone Geraci


1


Las políticas culturales en la actualidad todavía tienen un sistema piramidal, en tiempos donde la comunicación crea redes entramadas de conectividad, hoy un niño de Tierra del Fuego y un adulto mayor de Hong Kong pueden estar leyendo la misma información en la web, nosotros seguimos dependiendo de una jerarquía institucional para la difusión y promoción de las culturas barriales y locales, esto genera el aislamiento de sus habitantes, el cierre de dichas entidades dedicadas a la cultura, para así seguir aumentando la pobreza cultural a la que estamos sometidos, crear lazos, puentes de comunicación, a nivel barrial, distrital, la creación de foros y redes culturales, el apoyo y la difusión oficial, no es algo difícil de implementar, ni algo que afecte el presupuesto de los municipios; se requiere del compromiso de ambas partes, trasladar las propuestas culturales que genera un municipio a los centros culturales barriales, que no forman parte de los organismos oficiales es establecer un sistema cultural más lineal, para los barrios es saber que cuentan con el apoyo de sus autoridades y además es una manera de impulsar, y preservar la identidad cultural de los barrios. *

* “Ser cultos para ser libres” 1

2


El barrio como polo cultural En todos los barrios tenemos bibliotecas, centros culturales, centros de jubilados, talleres donde se realizan distintas actividades artísticas, clases de arte, danza, idioma, música, estos centros de actividades barriales por lo general cuentan con el impulso de un grupo de personas interesadas en crear y gestionar un espacio para la difusión, refugio y contención de la cultura, creados para que el barrio tenga un espacio cultural que los represente y donde ellos puedan realizar algunas de las actividades propuestas, son el punto focal para albergar no solo a adultos mayores, en muchos de los casos estos espacios contemplan actividades que abarcan, un margen de edad importante que van desde niños a adultos mayores; ya todos sabemos que la cultura puede ser el lugar, para rescatar a un chico de la calle o a un adulto de su soledad, la cultura como tal no es solo para algunos, no es elitista y los espacios barriales así lo demuestran, están abiertos a su comunidad, como puente y lazo entre sus habitantes sin hacer distinción de clases sociales, y nivel de educación. Gestionar un espacio barrial no es simple, pero para los barrios que están alejados de los centros neurálgicos es importante, para el vecino saber que tiene una biblioteca a donde acudir para leer un libro si no puede comprar uno, consultar otro para una investigación, más allá de la información que se puede encontrar en internet, las actividades que se desarrollan en estos centros, desde muestras de arte, presentaciones de libros, charlas, proyección de películas, conciertos, obras de teatro, generan un movimiento en los habitantes del barrio, que saben que pueden contar con una actividad cultural sin la necesidad de trasladarse y realizar grandes distancias. El barrio es el primer lugar para la difusión de la cultura, impulsa y genera en sus habitantes el deseo y la fantasía, la proyección propia dentro de la creatividad, la experimentación y el desarrollo local, cuando estos espacios se vuelven referentes locales, el barrio es reconocido por otros barrios, de esta manera se genera un movimiento inter barrial, tan importante para sus habitantes y para la difusión de la cultura. La patria chica de los pueblos, son sus barrios, su lugar de pertenencia, fomentar la cultura regional, es el punto de partida, para evitar el exilio de sus habitantes y la pérdida de la identidad cultural. Es importante realizar un censo a nivel gubernamental de las entidades culturales, talleres que se dedican a las actividades artísticas, bibliotecas, artistas, que viven en los distintos barrios, para crear una red cultural de difusión y apoyo, de esta manera la participación de las actividades de cada uno de ellos se verá beneficiada y así se

3


puede saber cual es el patrimonio humano – cultural con el que se cuenta para poder enriquecer y generar propuestas locales y de intercambio, muchos son los artistas que buscan un espacio para difundir su obra, en alguno de los casos terminan emigrando a los centros urbanos o pagando por espacios en otros lugares para poder mostrar su potencial y otros ni siquiera logran acceder a un segundo nivel, muchas veces solo cuentan con la posibilidad de mostrar su talento quienes viven cerca de los puntos neurálgicos. La comunicación a nivel barrial entre las instituciones (escuelas, bibliotecas, centros culturales, centros de jubilados) y a nivel distrital. Uno de los problemas frecuentes con los que cuentan dichas instituciones es la falta de comunicación entre ellas, en estos tiempos donde la comunicación es más fluida, si lo comparamos con el tráfico que se genera en la web, donde la información se actualiza a cada momento las instituciones barriales quedaron estancadas en el tiempo, una cartelera en la puerta del lugar que avisa al distraído transeúnte ya no es suficiente, hoy donde los barrios cambiaron su forma de comunicación por los problemas sociales, las instituciones barriales se ven afectadas, es importante crear una red de comunicación a nivel barrial entre dichas instituciones, crear puentes y lazos para que todas se vean beneficiadas esta debería ser la prioridad, la incorporación de estos medios no implica una erogación de dinero, si el compromiso entre las partes, la falta de diálogo, genera aislamiento entre los actores principales. Cada uno desde su lugar, hoy genera un movimiento dentro del barrio, más allá de la competencia que pueda existir por querer ser los mejores dentro del área; el aislamiento afecta el desarrollo cultural del barrio, la falta de promoción y difusión es hoy uno de los grandes problemas a los que se enfrentan, algunas de las escuelas con pocas matrículas corren el riesgo de cerrar, las instituciones muchas veces se sienten solas y en la mayoría de los casos no cuentan con el apoyo, no solo de sus pares, también de las entidades oficiales, esto hace que caigan en el olvido, del barrio, de la comunidad y de un distrito, esto los lleva a perder su identidad cultural. Se deberían crear foros culturales, donde las instituciones puedan debatir e intercambiar sus experiencias, generar métodos de difusión y sustento, estos foros deben comenzar a nivel barrial, para luego realizar un intercambio a nivel regional – distrital, estos foros además de servir de soporte, pueden ser generadores de nuevas propuestas entre las entidades barriales, creando proyectos culturales comunes para

4


la difusión y jerarquización de su entorno barrial; estos foros pueden constituirse cada tres meses comprometiéndose cada uno de ellos a participar y aportar ideas para el bien de su propia comunidad. El arte jerarquiza las conducta humana, jerarquiza una sociedad. Es el valor más alto de una sociedad. Además se debería crear un segundo foro cultural éste debería darse desde la institución gubernamental, la dirección de cultura, el municipio, que los reúna cada seis meses para que todos cuenten sus experiencias barriales, pero además poder crear redes de difusión, contención, la proyección e intercambio de las actividades entre los distintos protagonistas que hacen y generan las culturas barriales. * El apoyo cultural desde los organismos oficiales y las instituciones barriales. En estos años de trabajo, veo como las instituciones barriales quedaron olvidadas y no son tenidas en cuenta por los organismos oficiales, si bien las políticas culturales cambiaron, hoy varios distritos cuentan con espacios para actividades abiertas a la comunidad, el apoyo que se le brinda a las instituciones barriales que están alejadas de los centros neurálgicos no existe, las políticas culturales no deben ser piramidales, deben estar creadas en un entramado de redes de comunicación en tiempos del 2.0, donde el tráfico de información es mucho más fluido, llegar a todo la comunidad debería ser una prioridad, no solo de los barrios, que quieren contar con un espacio para la recreación o actividad cultural, para los entes oficiales esto no implica un gasto de dinero que pueda afectar el patrimonio de los municipios, u organismos oficiales, todos sabemos que el presupuesto que se destina a la cultura es pobre, y en esta pobreza también entra la falta de apoyo a las entidades barriales, que hacen grandes esfuerzos para seguir trabajando, manteniendo un lugar físico y que jerarquiza a la comunidad en la que viven, en las nuevas políticas culturales, no se tienen en cuenta las entidades barriales que no fueron creadas por los organismos oficiales, no sólo con la difusión de las gacetillas, también con el apoyo institucional y cuando se habla de este tema, las respuestas oficiales dicen que la publicidad es costosa, lo real, es que no se necesita dinero para generar y realizar difusión, si la predisposición de trabajar * “..Como sostenía más arriba, “la globalización” no es un fenómeno con vida propia al cual resultaría pertinente asumir como causal de otros fenómenos. Tampoco es un proceso diferenciado. Pienso que, una manera más adecuada de representar “la globalización” es como una tendencia histórica —resultante de diversos procesos sociales— de alcance planetariamente omnicomprensivo hacia la interconexión entre los pueblos del mundo y sus instituciones; de modo que los habitantes del planeta en su totalidad tienden a compartir un espacio unificado, más continuo que discreto, en virtud de múltiples y complejas interrelaciones, y ello no sólo desde el punto de vista económico, sino también social, político y cultural. Como se sabe la palabra tendencia no indica un estado sino un movimiento en una cierta dirección, hacia un cierto estado; el cual por definición resulta ser hipotético….” 2

5


en conjunto entre todas las entidades y reunir a todos los actores, de lo contrario la cultura seguirá estando postergada y sólo aquellos privilegiados que reciben la información vía correo electrónico pueden acceder a algunas de las actividades. . Desde mi experiencia personal en gestiones culturales, hoy muchas de estas instituciones sobreviven a los embates económicos, el desconocimiento del barrio y la falta de una identidad cultural este proceso no es nuevo, viene desde mucho atrás, debería decir que viene de los años oscuros del proceso militar y después del mismo, la cultura fue destruida y como tal, hoy se encuentra en agonía, su recuperación es muy lenta, en esta forma de pensar no soy la única. * Las institución madre de cada distrito además debería distribuir y generar un movimiento cultural trasladando algunas de sus actividades a los distintos barrios que componen su partido – distrito – municipio, salir de la zona de confort, para así achicar la pirámide institucional y acercar a todos la cultura, debemos recordar que muchas veces quienes viven en los barrios no cuentan con medios para acceder a los centros donde se realizan las propuestas culturales más destacadas, en éste caso estaríamos hablando de una cultura más lineal y no tanto piramidal en distritos de grandes poblaciones, los problemas sociales son también más grandes, acceder a la cultura, debe ser una prioridad para todos los habitantes de una comunidad y además genera el apoyo de los habitantes del barrio a su entidad cultural que los representa. Crear redes culturales, hoy no es una erogación de dinero, la web y las redes sociales nos permiten hacer difusión de dichas actividades, levantar la información y re distribuirla es algo que sólo toma tiempo físico, una persona frente a una computadora puede re distribuir y generar el tráfico de información suficiente para el beneficio no sólo de las actividades oficiales, también la de aquellas instituciones que están por fuera de la red oficial, cada barrio, cada localidad se vería representada y respaldada por la entidad oficial. Es importante crear y capacitar a quienes se encuentran al frente de las instituciones, no sólo las oficiales, también las barriales, en muchos de los casos quienes se encuentran presidiendo estas instituciones son punteros políticos que poco saben de cultura y quienes son los miembros destacados de su comunidad para convocarlos a formar parte de dicha institución, en el segundo de los casos son vecinos con la * “La reforma del Estado en su versión neoliberal llegó en dos momentos a la Argentina. Primero a través de una dictadura militar, y más adelante a través de un gobierno democrático. Esta se realizó con total consenso, en una sociedad castigada recientemente por los avatares de la hiperinflación, con profundas consecuencias en la vida cotidiana...” 3

6


inquietud de llevar adelante un proyecto cultural, a los unos y los otros se les debe dar herramientas culturales para poder generar proyectos, no solo dentro de la institución, también para involucrar al barrio y así generar propuestas de intercambio cultural. *

* ”En los últimos diez años se ha dado en Iberoamérica un proceso intenso de profesionalización de la gestión cultural, en dos sentidos: 1) en la capacitación y formación de los gestores culturales en activo, a través de programas de educación continua y superior, con vías a un reconocimiento laboral; y 2) la formalización de la gestión cultural como un campo de especialización multidisciplinaria de generación del conocimiento. Ambos casos han requerido la academización de los Gestores culturales, que implica pensar y actuar desde y para la gestión cultural en términos conceptuales y metodológicas…” 4

7


Bibliografía 1 José Martí, Poeta Cubano (1853 -1895) 2 Procesos culturales y transformaciones sociopolíticas en América Latina en tiempos de globalización. Daniel Mato (Doctor en Ciencias Sociales, Universidad Central de Venezuela (UCV). 3 El desafío de las políticas culturales en la Argentina (Cultura y transformaciones sociales en tiempos de globalización 2). Ana Wortman. (Doctora en Ciencias Sociales de la UBA). 4 Políticas culturales (Una revisión desde la Gestión Cultural) José Luis Mariscal Orozco (Licenciados en Sociología Universidad de Guadalajara)

* Febrero de 2013, Villa Raffo, Tres de Febrero, Buenos Aires, Argentina

8


Stella Maris Leone Geraci Artista Plástica, Fotógrafa, Escritora 1965, nace en Capital Federal, desde 1982 vive y trabaja en Villa Raffo, Tres de Febrero, Buenos Aires. Argentina. Comencé a estudiar dibujo y pintura a los 8 años, mi Mamá estaba algo cansada de calcarme los dibujos, cuando volví de mi primer clase le dije “Mamá quiero seguir dibujando siempre”. Tomé clases de fotografía, grabado tradicional y experimental, escultura, cerámica, arte digital, ya que quería conocer como eran las demás técnicas y sus procesos de realización. Hice diseño de indumentaria, decoración de interiores, desde 1985, tengo mi Estudio Taller - Galería, donde dicto clases de Arte a Alumnos y Artistas; desde 1991 realizo muestras individuales y colectivas. En la actualidad además de mi actividad artística, y dictar clases, me desempeño como fotoperiodista, escribo sobre arte que publico en mi blog personal, también en otras paginas en línea , además de un periódico zonal.

E-mail: stellamarisleonegeraci@gmail.com http://stellamarisleone.blogspot.com

9


Stella Maris Leone Geraci

Contribuciones de la gesti贸n cultural al desarrollo local

Contribuciones de la gestión cultural al desarrollo local  

ensayo sobre políticas culturales

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you