Issuu on Google+

Psicología de la educación

Aprendizaje de contenidos y desarrollo de capacidades en educación secundaria 1. Las metas de la educación secundaria: de la selección a la formación. La Reforma Educativa ha traído consigo un verdadero cambio, tanto en los criterios disciplinares como en las metas educativas propuestas: El nuevo sistema educativo ofrece al profesorado una mayor libertad en el desarrollo y organización del programa formativo, lo que por otro lado conlleva un mayor esfuerzo y responsabilidad al elaborarlo, así como a la hora de tener que justificar los contenidos presentes en dicho programa. La extensión de la educación obligatoria hasta los 16 años trae consigo un cambio de mentalidad en cuanto a las metas educativas de esta etapa, más dirigido a la formación del alumnado (adquisición de un adecuado bagaje cultural y científico) que a la selección de los mismos en función de sus capacidades, que se deja para la educación post-obligatoria. De esta forma, surge una nueva cultura del aprendizaje, que hace necesaria la búsqueda de nuevas metas educativas para la Educación Secundaria, dirigidas a desarrollar en los alumnos capacidades formativas que les permitan afrontar los cambios culturales que puedan producirse.

2. Las necesidades formativas en la nueva cultura del aprendizaje. Las nuevas características sociales han creado nuevas necesidades educativas, enfocadas más al desarrollo de capacidades generales que al entrenamiento de contenidos concretos: a. Sociedad de la información: La actual saturación informativa exige de la educación el desarrollo de la capacidad de organizar, interpretar y dar sentido a toda esa información. b. Sociedad del conocimiento múltiple y descentrado: La continua pérdida de certidumbre (debido, en otras, a la diversidad de perspectivas, la relatividad de teorías o las interpretaciones múltiples) requieren la construcción de un juicio propio y un punto de vista crítico. c. Sociedad del aprendizaje continuo: Los continuos cambios tecnológicos, sociales y científicos hacen necesario el desarrollo de capacidades transferibles, dotando a los alumnos de estrategias de aprendizaje y estilos motivacionales adecuados.

David Rivas Montero


Psicología de la educación

3. El desarrollo de capacidades mediante el aprendizaje de contenidos. El desarrollo de ciertas capacidades generales sólo puede lograrse desde y para cada una de las materias específicas en las que se requiere su uso por los alumnos. Se trata, por tanto, de enseñar a los alumnos no a desarrollar ciertas capacidades generales de pensamiento (aprendizaje “desde arriba”), sino a razonar en dominios específicos, ante tareas concretas (“desde abajo”).

4. Tipos de contenidos en el currículo. En este capítulo se realiza una primera introducción a los tres tipos de contenidos (verbales, procedimentales y actitudinales), y las relaciones y diferencias entre ellos. Así, se expone que los contenidos pueden ser de tres tipos: a. Contenidos verbales (sólido): son los conceptos y hechos que constituyen el núcleo explicativo de cada materia. Son los contenidos más específicos, y que producen, por lo tanto, cambios a corto plazo. b. Contenidos procedimentales (líquido): son contenidos más generales, algunos compartidos con otras áreas, y otros comunes en muchas tareas de aprendizaje. c. Contenidos actitudinales (gas): son los contenidos más transversales, independientes del dominio y el contexto, y que suponen un cambio más a largo plazo.

5. Los contenidos verbales: de los hechos a los conceptos y principios. Es necesario diferenciar entre los tres tipos de conocimientos verbales, así como sus diferencias, ya sea en el modo de aprendizaje, la manera en que son retenidos o la forma en que son olvidados: a. Hechos: son datos aprendidos literalmente, de un modo reproductivo. El aprendizaje factual es un proceso de pura memorización, que se logra por repetición y repaso. La evaluación del aprendizaje de hechos y datos sólo puede afrontarse desde un punto de vista cuantitativo (“lo sabe o no”). Su olvido suele ser casi instantáneo. b. Conceptos: suponen la interpretación de los hechos, así como la relación de estos hechos dentro de una red de significados que explique por qué se producen y qué consecuencias tienen. Su aprendizaje no se basa en la memorización, sino que requiere procesos cognitivos más complejos basados en la comprensión razonada, logrando que el alumno conecte los nuevos datos con conocimientos previos (que lo “traduzca” a sus propias palabras). El aprendizaje de conceptos es gradual, y su evaluación se puede afrontar cualitativamente. c. Principios: también llamados “conceptos estructurantes”, son conceptos muy generales, de gran nivel de abstracción, que suelen subyacer a la organización estructural de un área.

David Rivas Montero


Psicología de la educación

6. Los contenidos procedimentales: de las técnicas a las estrategias. Los procedimientos se conciben como un “conjunto de acciones ordenadas, orientadas a la consecución de una meta”. A diferencia de los contenidos conceptuales, los procedimientos implican saber hacer algo, no sólo decirlo o comprenderlo. Los procedimientos pueden ser: a. Técnicas: rutina automatizada a través de la práctica repetida. Se emplean en la resolución de ejercicios. b. Estrategias: procedimientos que requieren una planificación y una toma de decisiones sobre los pasos que se van a seguir. Se emplean en la resolución de problemas, para la que es necesario el empleo de diversas técnicas. Exigen al alumno, por lo tanto, aplicar procedimientos ya aprendidos a nuevas situaciones

7. Los contenidos actitudinales: de las actitudes y las normas a los valores. La transversalidad de los contenidos actitudinales tienen un doble filo: por un lado, su enseñanza es imprescindible y es considerada de gran importancia en la actual Reforma Educativa; por otro lado, la dificultad para secuenciarlos o fragmentarlos prácticamente imposibilita su enseñanza a través de actividades concretas y, por lo tanto, dificulta su inclusión en el currículo. Podemos distinguir entre tres tipos de contenidos actitudinales: a. Actitudes (componente conductual): son las reglas o patrones de conducta, es decir, las disposiciones a comportarse de un modo consciente ante una situación concreta. b. Normas (componente cognitivo): son las ideas y creencias de cómo hay que comportarse ante las diferentes situaciones. c. Valores (componente afectivo): se refiere al grado en que se han interiorizado o asumido los principios que rigen el funcionamiento de esas normas. La meta educativa debe ser la adquisición por parte del alumnado de unos valores adecuados, esto es, la interiorización de una serie de normas que se traduzcan en actitudes apropiadas antes las distintas situaciones que puedan surgir. Una vez más, la consecución de esta meta pasa por trabajar desde los contenidos más específicos (actitudes) para lograr la correcta asimilación de los valores. La enseñanza de estas actitudes debe estar basada, principalmente, en el ejemplo como modelo de enseñanza, siendo especialmente relevante la actitud del profesor como patrón a imitar. La evaluación del aprendizaje de este tipo de contenidos debe estar basado en la observación continua de las actitudes adecuadas de los alumnos, más que el conocimiento académico de los valores supuestamente deseables.

David Rivas Montero


Psicología de la educación

Nuevas metas educativas:

Reforma Educativa

Mayor libertad en el desarrollo del programa

Nuevos criterios disciplinares

al elaborar el programa

Mayor responsabilidad

al justificar los contenidos

Formación por encima de selección

Nuevas metas educativas

La nueva cultura del aprendizaje: Sociedad de la información

Nuevas características sociales

Saturación informativa

Sociedad del conocimiento múltiple y descentrado Sociedad del aprendizaje continuo

Requiere capacidad de organizar, interpretar y dar sentido a toda esa información

Necesidad de construcción de juicio propio

Pérdida de certidumbre

Desarrollo de capacidades transferibles

Cambios tecnológicos, sociales y científicos

Contenidos de aprendizaje: Hechos Conceptos Principios

Tipos de contenidos

Técnicas

Procedimentales Estrategias Actitudes

Actitudinales

Normas

Aprendizaje desde abajo

Verbales

Valores

David Rivas Montero


Aprendizaje de contenidos