Page 1

Escuela Normal para Educadoras de Guadalajara 7-9-2016

El sujeto y su formación profesional como docente Soledad Salcedo Ramírez 1º D


1

¿QUIÉN SOY? Soy Soledad Salcedo Ramírez, nací el 02 de Octubre de 1997, en Guadalajara. Soy la más chica de 6 hijos. Inicie mi historia escolar a los 3 años; fue cuando entré al jardín de niños “Xochitlcalli”, allí pase los mejores momentos de mi infancia, era una niña muy inquieta, pero trabajaba bien. Mi maestra Gris fue la que inició en mí ese sueño de ser una educadora como ella. En el preescolar nuestra maestra nos ponía dinámicas muy divertidas en las que todos participábamos, a mí me encantaba participar en los eventos, más cuando tenía que llevar vestido. Cuando llegó el momento de salir del jardín, lloré mucho porque no quería irme… Después entré a la primaria “Josefa Ortiz de Dguez.” No me gustaba mucho porque los maestros eran muy diferentes, yo quería hacer cosas divertidas y no nos ponían. Lo bueno de mi primaria es que estaba a un lado del Jardín de niños al que iba, me la pasaba en el recreo viendo a los niños que estaban allí. Poco a poco me fui adaptando, cuando pase a tercer grado comprendí que la primaria era una etapa completamente distinta el preescolar, sin embargo, yo me sentía feliz. En tercer año comencé a descubrir cosas que no sabía que yo podía hacer, como recitar poesía, fue en un evento de honores a la bandera, me aprendí un poema para las madres de 1 hoja completa y de ahí ya no me libraba en cada celebración. En quinto año me daba miedo ya que el maestro que estaba era muy enojón, pero me lo hice amigo y nos enseñó una coreografía de Jalisco; él bailaba muy bien el zapateado… fue mi primer baile como jalisciense. Tenía muchas amigas y amigos, cuando ya estábamos en sexto año todos nos unimos más, al final la primaria resulto mejor de lo que me esperaba.


2

Llegó el momento de entrar a la secundaria, esa si fue una etapa muy difícil para mí; llena de cambios tanto personales como sociales. Cambio completamente el contexto. Comencé a tratar de adaptarme al nuevo ciclo, pero por más que lo intentaba no podía. Los maestros eran completamente diferentes a todos los que había conocido. Sus formas de trabajar no las entendía me costó trabajo, pero después me volví experta. Era una alumna inteligente, sacaba cuadros de honor, etc. Al pasar a segundo año de secundaria me sentía muy segura de mí. Comencé a sacar mis habilidades, me convocaron a participar en un evento del gobierno como maestra de ceremonia en un jardín de niños. De repente todos los niños se acercaban a preguntarme cosas de lo que hacía y bueno creo que de ahí se reforzó la idea de querer ser educadora. Me invitaban a otros eventos de escuelas y más preescolares y yo quedaba encantada con los niños. También cabe resaltar que en mi casa había varios. Cuando entré a la preparatoria todo me hacía cambiar de opinión sobre lo que yo quería, ya que de alguna manera mis amigas, amigos, familiares influían un poco en ese tipo de decisiones. Siempre he tenido el apoyo de mis padres, lo cual se me hace bastante importante. Tengo mucha empatía con los niños, además de que me encantan y más cuando están en la etapa de que todo se les hace fácil, divertido. Empecé a involucrarme más con los niños porque en mi TAE “promoción lectora” hicimos varios proyectos que estaban dirigidos principalmente a los niños, nos llevaron a varios jardines a promover la lectura y todo estuvo maravilloso. Decidí hacer trámites para educadora porque me di cuenta que siempre había querido serlo. Es una carrera muy noble, linda, de dedicación, vocación y amor.

Autobiografía  
Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you