Page 21

Torsión dinámica en estructuras considerando distintos puntos de control γ = 1.5°

γ = 6°

3

γ = 1.5°

2

2.5

1.5

1.5

2

2

1

1

1.5

1.5

0.5

0.5

1

1

0

0

0.5

0.5

–0.5

–0.5

0

0

–1

–1

–0.5

–0.5

–1.5

–1.5

–1

–1 0

1

2

3

0

1

2

–2

3

0.025

0.1

20

0.02

0.08

15

0.015

0.06

0.01

0.04

0

1

2

γ = 6°

2

2.5

α x 10–3

α

3

–2

3

ARTÍCULO TÉCNICO

0

1

0

1

2

3

0.07

0.05 0.04

10

0.03

β

β

0.06

0.02

5 0.005

0.02

0

0

0.01 0

0

–0.005

0

1

λ

2

3

–0.02

–0.01 –5 0

1

λ

2

3

0

1

λ

2

3

–0.02

λ

2

3

Figura 1. Valores de α y β para x/a = 1, considerando δd, δh y er de la tabla 1 para Th = 0.25 s, 0.5 s, 1 s y 2 s.

Figura 2. Valores de α y β para x/a=0.4, considerando δd, δh y er de la tabla 1 para Th = 0.25 s, 0.5 s, 1 s y 2 s.

tal que si ωh es inversamente proporcional a He , entonces τw mide solamente la flexibilidad del suelo. Los valores considerados fueron para Vs/c = 0.025, 0.05 y 0.1 y para a/Vs = 0.15 y 0.3 s, que corresponderían a cimentaciones con semianchos que varían de 15 a 30 m, desplantadas sobre suelos blandos con un rango de velocidades de Vs = 50 a 200 m/s y con velocidades de fase c superiores a 500 m/s consistentes con los observados en los registros sísmicos obtenidos de arreglos densos (Bolt et al., 1982; O’Rourke et al., 1982). El análisis se llevó a cabo para estructuras cortas (δh = 1), con periodos a la traslación Th = 0.25 y 0.5 s, y para estructuras medianas (δh = 3), con Th = 1 y 2 s, con cimentación enterrada (δd = 0, 0.5, 1.0 y 1.5), y excentricidades er = 0.1 y 0.2. Los cálculos se realizaron para el lado flexible de la losa para distancias 0.1 ≤ d/a ≤ 1.0 del CR. Los resultados presentados en este trabajo corresponden a los valores medios obtenidos de estos factores.

tados radica en que se obtienen pequeñas variaciones de los valores de α y las gráficas se agrupan dependiendo del valor de Th (véase figura 1). Esto implica que los parámetros como γ, er y δh influyen poco en el valor de α. Para β las variaciones que se aprecian son más importantes, y es menos clara la agrupación de las curvas en relación con el periodo estructural (figura 1). Debido al valor tan pequeño obtenido para β cuando x/a = 1, la excentricidad de diseño es prácticamente igual a la excentricidad dinámica, porque al considerar los efectos de la interacción suelo-estructura ya se está tomando en cuenta el efecto del paso de ondas que contribuye de manera importante en la excentricidad accidental cuando se considera a la estructura apoyada sobre base rígida. La diferencia en amplitudes implica la dependencia de β con γ y δd. γ tiene una influencia despreciable en el valor de α. Los valores negativos para α y β se pueden deducir del análisis de las ecuaciones 10 y 11. Éstos se presentan principalmente para estructuras torsionalmente flexibles (λ < 1) y altas (δh = 3). Los valores negativos en α indican que la fuerza cortante basal se reduce en relación con la desacoplada, lo que representa un efecto favorable. Para β, los valores

EFECTOS DEL PERIODO DE LA ESTRUCTURA Y DEL ÁNGULO DE INCIDENCIA DE LA EXCITACIÓN

La ventaja de utilizar el cortante desacoplado generado en la estructura sobre base flexible para normalizar los resul-

Núm. 248 Junio - Agosto 2018

❘ 19

Revista Geotecnia - SMIG - Número 248  

La SMIG (Sociedad Mexicana en Ingeniería Geotécnica) presenta su revista en geotecnia, en su edición No. 248

Revista Geotecnia - SMIG - Número 248  

La SMIG (Sociedad Mexicana en Ingeniería Geotécnica) presenta su revista en geotecnia, en su edición No. 248

Advertisement