Issuu on Google+

LAS NUEVE MUSAS Según la mitología griega, las Musas son las nueve hijas de Zeus y de Mnemósine. Éstas fueron engendradas, según el mito, en nueve noches consecutivas. Calíope: (Καλλιόπη Kalliópê, ‘la de la bella voz’) Musa de la elocuencia y de la poesía épica. Sus diferentes representaciones artísticas son una corona de laureles, un libro, una tablilla, un estilete y una trompeta.

Clío: (Κλειώ Kleiô, de la raíz κλέω kleô, ‘alabar’ o ‘cantar’) Es la musa de la historia. Sus diferentes representaciones artísticas son una corona de laureles, un libro o un pergamino, una tablilla, un estilete y un cisne.

Erato: (Ερατώ "La amable" o "La amorosa") Es la musa del arte lírico de la elegía. Sus representaciones artísticas con una lira, una viola y un cisne. Euterpe: (Ευτέρπη, "La muy placentera", "La de agradable genio" o "La de buen ánimo") Es la musa de la música. Su representación artística suele ser una flauta (simple o doble). Melpómene: (Μελπομένη "La melodiosa") Es la musa de la tragedia. Se representa con una corona, con una espada o con una máscara trágica. Polimnia: (e Πολυμνία "La de muchos himnos") Es la musa de la retórica. Se representa con un gesto serio y con un instrumento musical (normalmente un órgano). Talía: (Θάλεια, del verbo θάλλεω thálleô, ‘florecer’) La musa de la comedia. Normalmente se la representa con un instrumento de música (generalmente una viola), una máscara cómica y un pergamino.

Terpsícore: (Τερψιχόρη, ‘la que deleita en la danza’) La musa de la danza. Se la representa con un instrumento musical de cuerda: una viola o una lira. Urania: (Ουρανία, ‘celestial’) La musa de la astronomía y de la astrología. Es representada habitualmente con un compás, con una corona de estrellas y con un globo celeste.


Homero y Hesíodo Homero y Hesíodo están considerados ambos como los padresy precursores de la mitología griega. Es gracias a ellos que ésta ha conseguido llegar hasta nuestros días tal y cómo la conocemos. Pero aunque sus poemas utilizan el mismo verso y la misma lengua, las diferencias entre sus obras son notables. La obras homéricas “La Ilíada” y “la Odisea” están referidas hacia los diosesOtra de las muchas diferencias que encontramos en las obras de estos dos grandes precursores de la mitología griega es el orden de nacimiento en los hijos de Cronos y las razones de su proclamación como Dios de dioses. Según Homero, Zeus es el mayor de los hijos de Cronos (Poséidon lo subraya repetidas veces en sus obras) y es debido a esa primogenitura que Zeus asegura su poder y su dominación sobre los otros dioses. Pero por el contrario, en la obra poética de Hesíodo, Zeus es el tercer hijo de Cronos. Y su puesto como dominador de los otros dioses es debido a su victoria sobre su propio padre. Esta victoria es la que le asegura su dominación sobre los dioses y sobre los hombres. de la luz, mientras que la obra poética de Hesíodo “Teogonía” y “Los trabajos y los días” se refieren más hacia los dioses de la sombra.

Homero (en griego antiguoὍμηρος Hómēros; s.siglo VIIIa.C.) es el nombre dado al aedo griego antiguo al que tradicionalmente se le atribuye la autoría de las principales poesías épicas — la Iliada y la Odisea—. Desde el periodo helenístico se ha cuestionado si

el autor de ambas obras épicas fue la misma persona; sin embargo, anteriormente no sólo no existían estas dudas sino que la Ilíada y la Odisea eran considerados relatos históricos reales.

No cabe duda que es el pilar sobre el que se apoya la épica grecolatina y, por ende, la literatura occidental. Hesíodo (en griego antiguo Ἡσίοδος Hêsíodos, en latín Hesiodus) fue un poeta de la Antigua Grecia. Su datación en torno al año 700 a.C. es discutida.


Versos sobre las musas Los poetas suelen invocar a las musas para que les inspiren las palabras adecuadas y la distinción entre los hechos verdaderos y los falsos. A continuación ponemos varios ejemplos de ello. Los tres primeros pertenecen a la Iliada y a la Odisea, poemas griegos

escritos en el siglo VIII a. C., que narran la Guerra de Troya (en la Iliada) y la vuelta de Ulises a su tierra después de esa guerra (en

laOdisea). El cuarto y quinto texto están extraidos de la Teogonía de Hesíodo y los dos últimos pertenecen a la Eneida, obra escrita por el poeta romano Virgilio. Homero, Iliada, 1, 1-7

La cólera canta, oh diosa, del Pélida Aquiles, maldita, que causó a lso aqueos incontables dolores, precipitó al Hades muchas valientes vidas

de héroes y a ellos mismos los hizo presas para los perros y para todas las aves -y así se cumplía el plan de Zeus-,

desde que por primera vez se separaron tras haber reñido

el Atrida, soberano de hombres, y Aquiles, de la casta de Zeus Homero, Iliada, 2, 484-489 Decidme ahora, Musas, dueñas de olímpicas moradas,

pues vosotras sois diosas, estais presentes y lo sabeis todo, mientras que nosotros sólo oímos la fama y no sabemos nada, quiénes eran los príncipes y los caudillos de los Dánaos. Homero, Odisea, 1, 1-3 Musa, dime del hábil varón que en su largo extravío, tras haber arrasado el alcázar sagrado de Troya,

conoció las ciudades y el genio de innúmeras gentes. Hesíodo, Teogonía , 104-115.

¡Salud, hijas de Zeus! Otorgadme el hechizode vuestro canto. Celebrad la estirpe sagrada de los sempiternos inmortales, los que nacieron de Gea y del estrellado Urano, los que nacieron de la tenebrosa Noche y los que crió el salobre Ponto. (...) E inspiradme esto, Musas, que desde un principio habitais las mansiones olímpicas, y decidme lo que de ello fue primero. Hesíodo, Teogonía , 1020-1021.

Y ahora, celebrad la tribu de mujeres, Musas Olímpicas de dulces palabras, hijas de Zeus portador de la égida. Virgilio, Eneida , 1, 8-10.

Dime las causas, Musa; por qué ofensa a su poder divino, por qué resentimiento la reina de los dioses

forzó a un hombre, afamado por su entrega

a la divinidad, a correr tantos trances, a afrontar tantos riesgos. Virgilio, Eneida , 9, 77 ¿Qué dios -decidme, Musas- desvió de los teucros incendio tan atroz?


Las nueve musas