Page 111

i

i

i

i

Eduardo Camilo

105

vidad comunicacional reflexiva con vista a la emergencia de consensos sobre la relevancia pública de las causas cívicas. En efecto, en el ámbito de estos procesos de comunicación ya no se busca consagrar la relevancia de las causas cívicas, pero gestionar consensos y cambiar predisposiciones en conductas cívicas efectivas. 2- Presupuestos Los sentidos de los enunciados transmitidos durante los procesos de comunicación presentan un valor contextual, compartido, común, entre los interlocutores. ¿Pero que entendemos por ‘valor contextual’? Esencialmente una estructura cultural, un cuadro de experiencias vividas caracterizado objetivamente por tres dimensiones: a) una relativa a los horizontes espaciales, referenciales e institucionales comunes a los protagonistas del proceso comunicativo; b) otra referente al conocimiento compartido, a la comprensión de esos mismos horizontes, y c) una tercera relacionada con una evaluación, también ella común, sobre la importancia que hay que dar a esas perspectivas espaciales, referenciales e institucionales. Hay, por lo tanto, una dimensión intersubjetiva omnipresente. El dialogismo comunicativo no es más que una gestión de los sentidos explícitos de los mensajes (su dimensión lingüística) relativamente a cuadros contextuales implícitos a los procesos de enunciación (la dimensión discursiva de los enunciados). Estos cuadros pueden presentar una doble dimensión conforme con su especificidad: están subyacentes a un proceso comunicativo específico, concreto, o, entonces, son cuadros que presentan un valor más amplio, en el sentido de que remiten para otros procesos de comunicación. Es por eso que podemos considerar que los fenómenos dialógicos presentan una dimensión intrínseca y extrínseca. En el primer caso, los enunciados traducen las situaciones, bajo la forma de circunstancias y contextos, que están subyacentes a procesos comunicacionales específicos. Por ejemplo, en el caso de la implementación de las campañas de sensibilización y desarrollo, los mensajes reflejan las posturas, las actitudes, los comportamientos precedentes y procedentes (en la medida en que el dialogismo no es solamente reactivo, también puede ser proactivo, cuando los mensajes anticipan comportamientos y reacciones comunicacionales) de los interlocutores relativamente a determinadas causas sociales (independientemente de su relevancia). En el segundo caso, Livros LabCom

i

i i

i

Ensaios de comunicação estrategica  

comunicação

Advertisement