Page 1

ARMAS

I

CAZA

I

BUCEO

I

CONSERVACIONISMO

Año I - Número 2 - ENERO 2014 - República Argentina - Revista de distribución gratuita - Prohibida su venta.

SHARK TV América Sport Martes 21.30 hs Sábados 10.30 hs Canal 2 de Cablevisión Somos Zona Norte Sábados 14.00 hs Martes 12.30 hs


Staff

Los integrantes del equipo Shark estamos felices!!! Nace esta revista, el año nuevo y compartimos...

Director: Ing. Julio Angel Omaña Productores: Diego Mena Eduardo Ramirez Roberto Dominguez Colaboradores Caza Mayor: Abel Mario Santa Cruz Seguridad Personal: Oscar Tajes Redes e Informática: Mariano Tuccillo Especialista en Rescate: Carlos Garcia Buceo: Juan Cela Realización fotográfica: www.videofilmix.com.ar Diseño: Hernán Grilli 15-5463-5162 - hgdigital@gmail.com SHARK EN ACCION Aparece mensualmente. El editor no se hace responsable, necesariamente del contenido de cada nota, ni comparte, necesariamente, las opiniones vertidas en artículos firmados y cartas de lectores. Productores, miembros de la redacción y colaboradores permanentes y eventuales se desempeñan ad honorem. Permitida la reproducción parcial citando la fuente y dando aviso a la redacción. Registro Nacional de la Prop. Intelectual e/t. Distribuye en todo el país SHARK

Impresión: Méndez Industria Gráfica (011) 4919-1852

"Camina plácidamente entre el ruido y la prisa, y piensa, qué paz se puede encontrar en el silencio. En la medida de lo posible y sin rendirte, mantén buenas relaciones con todas las personas. Enuncia tu verdad de una manera serena y clara, y escucha a los demás, incluso al torpe e ignorante, también ellos tienen su historia. Evita a las personas ruidosas y agresivas, ya que son un fastidio para el espíritu. Si te comparas con los demás,te volverás vano y amargado pues siempre habrá personas más grandes y más pequeñas que tú. Disfruta de tus éxitos, lo mismo que de tus planes. Mantén el interés en tu propia carrera, por humilde que sea, ella es un verdadero tesoro en el fortuito cambiar de los tiempos. Sé cauto en tus negocios, pues el mundo está lleno de engaños. Mas no dejes que esto te vuelva ciego para la virtud que existe, hay muchas personas que se esfuerzan por alcanzar nobles ideales, la vida está llena de heroísmo. Sé sincero contigo mismo, en especial no finjas el afecto, y no seas cínico en el amor, pues en medio de todas las arideces y desengaños, es perenne como la hierba. Acata dócilmente el consejo de los años, abandonando con donaire las cosas de la juventud. Cultiva la firmeza del espíritu para que te proteja de las adversidades repentinas, muchos temores nacen de la fatiga y la soledad. Sobre una sana disciplina, sé benigno contigo mismo. Tú eres una criatura del universo, no menos que los árboles y las estrellas, tienes derecho a existir, y sea que te resulte claro o no, indudablemente el universo marcha como debiera. Por eso debes estar en paz con Dios, cualquiera que sea tu idea de Él, y sean cualesquiera tus trabajos y aspiraciones, conserva la paz con tu alma en la bulliciosa confusión de la vida. Aún con todas sus farsas, penalidades y sueños fallidos, el mundo es todavía hermoso. Sé cauto, esfuérzate por ser feliz".

Desiderata, de Max Ehrmann. Armas Shark - Desde 1975


La última carga 24 de agosto de 1942

de caballería

Generalmente los historiadores británicos afirman que la última carga de caballería exitosa en la historia fue en la batalla de Omdurman, en 1898. Pero en realidad la última carga de caballería no ocurrió en Sudán, y no fue hecha por británicos. Ocurrió en la frontera rusa en 1942 y la protagonizó la caballería italiana. La corneta tocó a la carga y el comandante ordenó: ¡Avanti Savoia! La respuesta ante el grito fue unánime y en cuanto su eco se apagó, el sonido de los cascos y el desenvainar de sables desplazó al mortal silencio de guerra que sobrevolaba la estepa rusa. Más de dos mil soldados soviéticos contemplaban atónitos cómo los corceles en fila apretaban el galope rumbo a sus posiciones. Desde la edad de bronce el hombre y el caballo han tenido una relación estrecha. La nobleza de los equinos acompañó los sucesos claves de grandes civilizaciones desde los jinetes macedonios del gran Alejandro Magno y su caballo Bucéfalo, Julio Cesar y su Genitor, hasta los Coraceros de Napoleón inspirados en la dinastía Carolingia, nosotros alimentamos la imaginación y agitamos a nuestros soldaditos y sus caballos, inspirados en el Zorro y Tornado, Don Quijote y Rocinante, El Llanero Solitario y Plata... En el verano de 1942, en plena Segunda Guerra Mundial, la ofensiva soviética hacia el río Don amenazaba con envolver al ejército expedicionario italiano que acompañaba a las tropas

4

del Tercer Reich. Las ametralladoras primero, y los vehículos blindados después, habían reducido de forma drástica la importancia del caballo en los ejércitos, al menos como elemento para el combate, ya que aún seguían usándose para el reconocimiento y transporte de suministros. El tercer regimiento de Caballería Savoia comandado por el coronel Alessandro Bettoni, quien al frente de más de ochocientos soldados, lanzó el ataque a un contingente soviético muy superior en número y armamento. Los ingleses recuerdan las últimas cargas de su caballería, contra los Derviches en Sudán, vivida en primera persona por el propio Winston Churchill, o contra los Otomanos en las inmediaciones de Jerusalén en la Primera Guerra Mundial. Los españoles recordaran al General José Monasterio Ituarte en tierras de Teruel en aquel frío invierno del 1938. Y los italianos el último capítulo bélico protagonizado por caballos y jinetes. Fueron los últimos galopes furibundos, la escena final de una época que ya se extinguía. Muy temprano, el Conde Alessandro Bettoni Cazzago envió una patrulla de reconocimiento

comandada por el Sargento Ernesto Comolli. A las 3.30 hs la patrulla partía a trote corto. Uno de los que componían la patrulla, el Aristide Bottini notó, con las primeras luces del alba, algo que destellaba entre los girasoles: era un casco ruso. Le apuntó con el fusil y apenas partió el disparo hacia el soviético cuando se desencadenó una furiosa descarga de respuesta. Se pudo contar unas 60 ametralladoras, más morteros y artillería ligera. Una verdadera y apropiada potencia de fuego para aplastar la posición defensiva del regimiento. Fue claro que durante la noche tres batallones de infantería rusa (provenientes de Siberia, unos 2500 hombres) se habían movido amenazando la posición del Savoia, con el soporte de ametralladoras y artillería. La patrulla regresa al campamento e informan sus integrantes de la fuerza Rusa muy superior en cantidad que se hallan en una amplia trinchera en forma de media luna. A pesar de esto, el Coronel Bettoni decidió durante el desayuno que el momento del regimiento había llegado. El Savoia haría una carga contra la línea enemiga situada a unos pocos centenares de


REGGIMENTO SAVOIA CAVALLERIA 3ro

metros. El terreno plano era ideal, un campo repleto de girasoles. A las seis de la mañana Alesandro Bettoni recibió de su asistente un par de guantes nuevos, de color blanco, se ajustó el monóculo y luego de que la trompeta sonara gritó, a la carga!. El enemigo está desplegado en dos líneas. A breve distancia se entrevé la segunda. Parece una locura, cargar de uno en fondo, sable en mano contra los disparos de cañones, morteros, fusiles y ráfagas de ametralladora. El enemigo, muy superior en número y medios, atrincherado en el terreno, queda sorprendido por la osadía. El coronel Alessandro Bettoni Cazzago, Jefe del regimiento, era un jinete de fama in-

ternacional, protagonista de las mayores competiciones hípicas. El caballo del capitán De Leone, el apreciado y valiente 'Ziguni, cae herido por una ráfaga, su asistente se detiene para cederle el suyo, pero, al desmontar, el animal escapa. Los sables caen furibundos sobre sus enemigos, los cascos de los caballos pisotean ametralladoras, cintas y cajas los hombres y las bombas de mano alcanzan a los enemigos que se refugian en las depresiones. Algunos jinetes privados de montura se baten a algún caballo, aterrado y herido, relincha de dolor. Se dan los nombres de algunos compañeros que se han visto caer muertos, fulminados a que-

marropa, el oficial Donadelli. Los subtenientes Gotta, Bonavera y Bruci. están allí, junto a sus cabalgadura, heridos de muerte. El viejo y valiente blanco 'Palú' el caballo de Massimo Gotta galopó hasta el final. En pocos minutos que parecieron una eternidad han sucedido episodios de inmenso valor en el campo lleno de girasoles. El cabo Dirti, con su caballo caído logró capturar a tres soldados enemigos y los hizo prisioneros, entre las tropas enemigas han sido encontradas también mujeres con uniforme, quizá enfermeras o médicos. Una de éstas, capturada por el cabo primero Alessandri había recibido un sablazo que le había

5


cortado el hombro y el seno. El cabo primero tenía consigo a un jinete compañero, gravemente herido. La mujer quiso curarlo, pero el Jinete murió en sus brazos. Poco después, la mujer también cerró sus ojos para siempre... El coronel Bettoni ordena al capitán Marchio que cargue con su tercer escuadrón, mientras el capitán Aragona a pie avanza dando sablazos. El comandante Litta lucha a sablazos, el subteniente Ragazzi y su suboficial se le unen. El capitán Abba también está combatiendo a pie. El comandante Gotta cae sobre una ametralladora enemiga dando sablazos, como un gran señor de vieja estirpe. A su lado caen igual el subteniente Ragazzi. El capitán Marchio está gravemente herido en ambos brazos (más tarde le será amputado el brazo derecho). El sargento mayor Fantini es fulminado mientras daba sablazos, el subteniente Busso-

lera es herido en la ingle, muchos jinetes caen sable en mano sobre las humeantes ametralladoras, más tarde, conquistadas. El enemigo está siendo aniquilado, aunque a un altísimo precio.

Atrás, en la retaguardia Rusa, entre la infantería atónita, correrá la gran noticia... El número de prisioneros rusos ha subido a trescientos: los muertos son más de un centenar. El material cap-


turado es todo el armamento de tres batallones con numerosos fusiles automáticos, ametralladoras, morteros pesados y ligeros. Las pérdidas han sido de tres oficiales y treinta y seis suboficiales y soldados. Han

sido heridos cuatro oficiales, setenta entre suboficiales y tropa, con ciento setenta caballos puestos fuera de combate. Tanto los alemanes como los mismos soviéticos expresaron admiración por la bravura del regi-

miento italiano. Los supervivientes fueron condecorados con Medallas de Plata al Valor, dos Medallas de Oro y dos Órdenes militares de Savoia y 50 Medallas de Bronce.

*Se puede ver la película completa en Youtuve, Carica Eroica


CONSERVACIONISMO

Salvar los últimos ejemplares del país RED YAGUARETÉ

El yaguareté es una de las diez especies de felinos silvestres (además del puma, los gatos guigna, andino, montés y pajonal, el ocelote, el tirica, el margay y el yaguarundí) que habitan en la Argentina y una de las seis que se encuentran en la provincia de Misiones (puma, ocelote, yaguarundí, margay y tirica). Actualmente en peligro de extinción!!! •Activistas de la Red Yaguareté montaron en el Planetario de Buenos Aires, un “Cementerio de Yaguaretés Argentinos”; velaron simbólicamente a Guacurarí, un yaguareté muerto por cazadores furtivos en Misiones en febrero pasado. Lloraron su partida en una puesta en escena por otros 30 casos de ya-

guaretés cazados y/o comercializados en el país.

salvar los últimos ejemplares del mayor felino del país.

•La red, cuyo Facebook alcanza hoy casi 16.000 adherentes, reclama a la Secretaría de Ambiente de la Nación (SAyDS) y a la Administración de Parques Nacionales (APN), medidas urgentes y concretas para

•Desde la ONG advierten que quedan menos de 250 ejemplares en estado silvestre en la Argentina, lo cual significa “que se encuentran en riesgo crítico de extinción”.

Red Yaguareté, contactos, actividades e información en: Web: www.RedYaguarete.org.ar Facebook: www.facebook.com/redyaguarete - Youtube: www.youtube.com/redyaguarete

8


Nota con Nicolás Lodeiro Ocampo ¿Qué es la Red Yaguareté? La red hoy es una fundación sin fines de lucro, conformada por un grupo de personas que trabajan en forma voluntaria para salvar al yaguareté de la extinción. El objetivo central es la conservación del mayor felino de América, el yaguareté y de los ambientes donde aún habita, las selvas y montes subtropicales del norte de nuestro país. Todos quienes integramos la Red Yaguareté somos naturalistas por vocación, aunque en su mayoría ejercemos también otras profesiones. ¿Cuál es la situación actual del yaguareté en Argentina? Es sumamente crítica. Estimamos que quedan menos de 250 ejemplares en el medio silvestre, lo cual es poquísimo. Como agravante, estas cifras se refieren a tres poblaciones diferentes. En las últimas décadas su rango de distribución se ha mantenido relativamente estable, debiéndose principalmente a lo inaccesible de sus actuales territorios. Sin embargo, en los últimos 10 años, en las zonas límite, se ha vuelto más raro y seguramente con ejemplares ya aislados. Si tenemos en cuenta que hace poco más de 120 años este magnífico felino llegó a habitar hasta las costas del río Negro, podemos dimensionar más la gravedad de su situación. La población de yaguaretés de Misiones, está aislada, no hay intercambio genético ni recibe nuevos individuos de otras poblaciones. Es probable que dentro de la población misionera existan dos sub poblaciones, grupos de yaguaretés que no pueden contactarse debido a la falta de selva continua. Debido al avance de los desmontes y la tala, la actividad ganadera y la falta de suficientes áreas protegidas en Misiones el yaguareté afronta el mayor riesgo de extinción en el corto

plazo. En las Yungas de Salta y Jujuy, se destacan dos áreas, el Corredor Serranías de Zapla (Jujuy) Baritú (Salta) es la zona más importante por una mayor extensión continua de selva y el mejor estado de conservación. Sin embargo los ganaderos presentan serios conflictos con el yaguareté y constantemente se producen muertes del felino. ¿Cuáles son los reclamos puntuales más urgentes de la Red? La Red Yaguareté reclama fundamentalmente compromiso de parte de las autoridades, tanto de la Nación como de las provincias donde la especie habita. Pareciera que existe un gran temor de trabajar con la especie, un imaginario de que es casi imposible hacer algo. Pero la realidad nos muestra todo lo contrario, nosotros estamos haciendo muchísimas cosas. ¿Podrías dar para nuestros lectores una breve descripción de la especie y su importancia? El yaguareté (Panthera onca) es el predador tope en todas las regiones donde habita. Su desaparición es señal de un grave desequilibrio biológico. Pero además de esto, hay un aspecto que tiene que ver con la belleza, lo puro, las raíces, lo originario, la identidad, la fuerza de la naturaleza, lo espiritual. Perderlo sería un crimen espiritual –dice finalmente Nicolás–, por eso no vamos a permitirlo, no importa que muchos opinen que las cuestiones económicas están primero, nosotros opinamos distinto y lo nuestro no es una cuestión de moda, es algo pro-

fundo y lleno de convicción. De a poco, y cada vez más, estamos mostrando que se pueden hacer muchas cosas para salvar al “tigre criollo” sin tanta dificultad. Por eso nuestro lema: ¡Ni un sólo Yaguareté muerto más en la Argentina! Fuentes: Web Red Yaguareté, El Territorio digital, Prensa/PROTEGER.

9


Calibres para hombres PATADITAS Y PATADONES: EL RETROCESO. Si el lector es de los que los fines de semana llega a su casa quejándose del dolor de hombro por haber tirado diez o quince tiros con un .300, le sugiero que no lea esta nota. Va a terminar abandonando la actividad, al darse cuenta de que lo suyo es el Reiki. MITOS SURTIDOS Y LA VERDAD DE LA MILANESA A la tendencia, por efecto del efecto físico de acción y reacción, del arma a retroceder durante el momento del disparo, se lo conoce como retroceso, recoil, culatazo, recul, patada, rinculo, trancazo, coronhada, reculada, zurückweichen, coz, o rebufo. Esta última denominación la voy a soslayar debido a las connotaciones sexuales que puede darle algún trasnochado. Gustos son gustos. El fenómeno comienza (el del retroceso, el otro se inició hace mucho, y al paso que vamos va a terminar con la especie), en el momento en que el proyectil empieza su movimiento de traslación por el interior del cañón, pero se hace más evidente en el instante en que este y los gases residuales abandonan la boca del mismo y, sobre todo, en el segundo posterior al disparo. Hay diver-

10

sos factores que influyen en la intensidad del mismo: el quilaje y equilibrio del rifle, el ángulo de la culata (distinta descomposición de fuerzas); la precisión del headspace, el largo y la masividad del cañón, la calidad del bedding, etc; pero en regla general, lo realmente determinante es el peso y la velocidad de la ojiva proyectada. El disparo, y sin público, es el momento de la verdad. Recién en ese instante podemos decir que el tirador “se la banca”. Toda especulación al respecto, tanto anterior como posterior, no sirve para un pepino, la única tabla válida es el hombro. Como dijo Elmer Keith, el famoso editor de “Guns & Ammo” y creador del .44 Magnum: -“¡Si le molesta el retroceso…, juegue al golf!”. UN BRNO EN LILIPUT El que es amargo es amargo, por más

que se haga transfusiones de Sacarina. El coraje es y será independiente de ciertas limitaciones de orden físico. Se tiene o no se tiene. El no asumir su carencia puede llevar a situaciones cuando menos inesperadas. A continuación paso a relatar algo que por supuesto es mentira, pero que podría haber ocurrido debido a una motivación equivocada. Comienza la ficción: Vamos a dar por cierto que, en el Tiro Federal y en una época por suerte superada, solíamos ver (mirando bien) a un personaje que era la pareja ideal para Noelia Pompa y, aunque inventado, tristemente memorable. Parecía escapado de “El Mago de Oz”, “Los viajes de Gulliver” o de “Blancanieves”. A primera vista, daba la impresión de tener los zapatos muy hondos; medía un metro cincuenta con las medias puestas, portaba


Por Abel Mario Santa Cruz

un bigote casi de ese tamaño, una nuez de Adán del tamaño de su cabeza, e intentaba remontar vaya a saber que oscuras carencias, acopiando una parafernalia ilógicamente sobredimensionada: Linterna Maglite de cinco elementos; sombrero, tan alto y aludo como el de Hoss, el de “Bonanza”; Bowie, más grande que el que usa Richard Wildmark en la cinta “Ël Álamo” y todo por estilo (de su apéndice piloso, ya hablamos). Su revolver, inevitablemente, .44 Mag. -en esa época no existía el .500 S&W-; un Mod. 29 que cuando lo portaba en su cartuchera, le llegaba a la rodilla (y eso que usaba una sobaquera). Por supuesto el UmpaLumpa fumaba en pipa, por lo que su equilibrio era precario. Cuando a semejante ejemplar le llegó el momento de elegir un rifle de caza mayor para impresionar a los conocidos -que ya estaban totalmente impresionados con el, pero por otros motivos-, buscó el más grande que pudo encontrar en las armerías: Un BRNO Mod.602 en calibre .416 Rigby, la munición deportiva (en esa época todavía no estaba difundido el .338 Lapúa) de vaina más aparatosa que existía en el mercado argentino. Por supuesto la única posibilidad que existía

para que pudiese tirar, era con apoyo y subido a un banquito. Durante un mes estuvimos todos esperando, con cierta malicia, que se decidiese a probar semejante monstruo. Por fin llegó el domingo anhelado. Fue un espectáculo formidable. El Troll hizo el primer disparo con munición factory marca Federal y el efecto fue sorprendente: Contraviniendo la ley de gravedad -como corresponde a un Elfo- y en lugar de desplazarse hacia atrás como hubiera sido la lógica, sus piernitas de jockey, se arquearon como dos paréntesis y Pulgarcito fue propulsado hacia arriba, con gran entrechocar de dientes, algo así como un metro; las dos terceras partes de su estatura. La próxima media hora fue un patético compendio de excusas de su parte, para no tener que repetir la experiencia. A lo largo de toda la mañana no creo que se haya atrevido a hacer más de cuatro disparos. El arma, al sentirse guacha de tirador, efectuaba en cada oportunidad una pirueta distinta y el quimérico chiquitín flameaba de lo lindo. Parecía invertebrado, en cuanto a precisión, es muy posible que todas las balas hayan pegado en el centro del blanco, pero en el Tiro de Quilmes, lamentablemente nosotros estábamos en el de Núñez.

Conclusión: En lo futuro el Gnomo Pimentón, harto de ser zangoloteado, y para tratar de salvar su inexistente prestigio, en lugar de asumir que había nacido para el 6 mm Flobert, terminó tirando, con recarga, balas de plomo de 250 grains, con pólvora apenas suficiente como para que las mismas llegasen a abandonar las estrías: Inventó el .416 SLDG Mag (Soft Ligth Diet Gay, Mágnum). Queda claro que “no es pa’todos la bota e’potro”. Lo que antecede fue un real e imaginario compendio, de lo que no debe ser y errores de este tipo son los que permiten que los psicoanalistas se ganen la vida. Obviamente, nadie que conserve un mínimo de autoestima puede sentirse identificado. Sería triste. Querían ficción, les di ficción. CON LOS PIES EN LA TIERRA Resumiendo: Si uno aspira a ser cazador de piezas grandes y no un diletante de polígono, debe tener en cuenta que lo que puede ser muy molesto durante las prácticas con un blanco de papel, en el campo, frente a la ansiada presa y con un quintal de adrenalina circulando por el torrente sanguíneo, pasa totalmente inadvertido. Además, no tiene ningún


sentido elegir un rifle enorme, para después optar por puntas livianas. Para cazar, el proyectil tiene que ser el más pesado que se pueda conseguir. En mis años de cazador no recuerdo haber sentido jamás frente a la presa así sea una vizcacha-, no tan solo el culatazo, sino ni siquiera el ruido del disparo. Por eso hay que tratar de proscribir, por el bien del prestigio de la disciplina, el uso de artilugios tales como los amortiguadores de mercurio y los frenos de boca. Se comienza usando un compensador de gases y indefectiblemente se termina pintándose los labios. CALIBRES PARA HOMBRES Cuanto tiro por placer, el calibre más chico que empleo es el .375 H&H, que para mi gusto es casi de oficinista. Normalmente uso el.458 WM., el .416 Remington y el formidable .458 Lott. Además me di el gusto de experimentar

también con otros supuestamente pateadores, tales como el .338 Lapua, el.405 Winchester, el.425 Westley Richards el .470 y el 500 NE, el .495 ASquare, el .475 Jeffrey N 2, el 505 Gibss, el .600 NE, 12 Explora, el .22 LR y -gracias a Teddy Fairhurst- hasta el 8 Bore. Todos son perfectamente soportables, especialmente el .22 LR. El único que me resultó realmente desagradable y de manejo potencialmente riesgoso fue el .460 Weatherby Mag, pero, en caso de ser necesario, no dudaría en emplearlo para cazar. Quiero aclarar que soy medio cortito, panzón y tengo 70 años, así y todo me la aguanto mejor, que muchos de los aficionados de la mitad de mi edad que suelo ver en el Tiro. Para alguien que esta decididamente senil no está mal, aunque, hay que reconocer que la nueva generación viene muy flojita. Quiero dejar constancia que por más experiencia que uno tenga, nunca va a obtener la misma precisión con un ultra

pesado que, por ejemplo, con un .308 y por más que el calibre elegido en teoría pueda tenerla. Inconscientemente el cuerpo da un inevitable respingo y se frunce, por lo menos un poco, cuando sabe que a continuación se viene un patadón considerable. Cinegéticamente, la pequeña dispersión resultante no es significativa. ÚLTIMAS REFLEXIONES Para redondear, invito al lector que intente determinar cual es su actitud ante el culatazo:¿Tiene suficiente carácter y libertad de espíritu para arriar con lo que venga, o se va a tener que conformar con ser usuario de un 7,65, un .308 o un 30-06?. No es tan grave. Si se va a limitar a cazar en Argentina, y salvo que se meta con los búfalos, basta y sobra para todo. No todos pueden pertenecer al círculo de los elegidos. Tengan siempre presente que: “El que nace para pito…”.


Suerte inesperada Necesito del mar porque me enseña, no sé si aprendo música o conciencia, no sé si es ola sola o ser profundo, o sólo ronca voz o deslumbrante, suposición de peces y navíos. Pablo Neruda. Aquella tarde percibí una mezcla entre cansancio y ganas de pasar un sábado con mi esposa. Pero como cansancio y caza submarina no combinan, les dije a mis compañeros que no me esperaran al día siguiente, ya que saldrían al amanecer. Aunque como estaba de buena racha, no descarté una entrada para aprovechar el crepúsculo, ya que junto con el amanecer son momentos ideales para la práctica de la caza submarina y en especial para los Robalos “centropomus”. Así que no exageré en la bebida. Como era verano, Porto de Galinhas estaba lleno y no faltaban bares, restaurantes y música, además de la grata compañía de mi esposa y amigos, así que antes de que lo notara, ya amaneció. Dormí hasta tarde, comí un “acaí”, pasta helada de una fruta amazónica con granola y banana, me puse el traje de una pieza de 3mm hasta la cintura, un cinto de lastre con 3kg de goma para que no disminuya mi capacidad pulmonar ni me desestabilice, con el cuchillo “killer” Picasso acoplado, deseando utilizarlo más tarde, ya que lo uso para terminar grandes ejemplares. Puse mis viejas aletas picasso bajo un brazo con mi máscara negra dentro de una calzadera, para protegerle las lentes y las medias de 3mm de neoprene, mas los guantes en la otra. en el otro brazo una tabla de body board adaptada como bolla, cuelga peces, carga agua, etc, etc y un arma de 80cm PK con una goma enteriza fina para pescar en cuevas, con poca visibilidad, con carretilla acoplada (todo un “ekeko” diría mi madre). Camine unas 3 cuadras 14

hasta la avenida y por suerte, un amigo con un Buggy, me reconoció por la parafernalia y se apiado de mi, pues estaba dirigiéndome al Pontal de Maracaipe, Pernambuco, Brasil. Una playa de surfistas, a unos 8km de Porto de galinhas, en la que se encuentran el río de manglar con el mar, lo que transforma el área en una “Cuna” para muchas especies y por consiguiente una convergencia de predadores y presas. De donde me dejó mi amigo, caminé unos 300m, entre en el río Maracaipe. Con el agua por, entre los tobillos y la cintura, comencé a caminar hacia el mar pasando por varias piletas naturales en las que vi pasar algunos cardúmenes de lisas, pero como tenía un objetivo no me detuve, camine como 500m hasta un borde de piedra del lado interior del arrecife donde caía abruptamente a unos 6 a 7m y donde ya había arponeado algunos robalos de hasta unos 5kg en otras oportunidades. Así que conteniendo la emoción para no disparar mis pulsaciones me termine de equipar sentado y tratando de concentrarme. Después de unas 4 bajadas para revisar las cuevas que conocía, me dirigí a mi verdadero destino. Una roca grande, a unos 800 metros después de la rompiente, que en si sola, por ser una playa de surf, era toda una hazaña atravesar y mi principal preocupación, tanto ahora, que estábamos en marea ascendente, cuanto al regreso, que estaría bajante y de noche como descubriría mas tarde. Me acerque hasta el borde de las olas para observar la serie y calcular el momento justo de atravesar la

rompiente, espere una, dos, tres y “esa es la mía” atrás de la mayor ola vendrían las menores así que aletee con todas mis fuerzas, di algunas pequeñas hundidas para no ser arrastrado y después de algunos tirones de la boya, pase sin mayores inconvenientes. Ahora debía concentrare en encontrar, por mis marcas de tierra, la piedra. Una gran roca redonda de unos 300m de circunferencia, con unos 7 metros de altura que en su parte más alta, casi aflora a la superficie creando una gran ondulación y que está plagada de cuevas, como un queso Gruyer con una profundidad variable, en su contorno, de 7 a 14 metros y generalmente una mezcla en camadas de agua dulce y salada. Después de unos 10 minutos de natación enérgica y poca visibilidad llegue. Confieso que no muy tranquilo, pues ya vi en una oportunidad un tiburón de 1.8 a 2m de largo, pero como ya he podido comprobar, si él está por ahí es probable que haya comida para los dos, así que me arriesgue. Hice un poco de memoria mientras recuperaba el aliento para ubicar mis mejores cuevas y ancle la boya cerca de la boca a la que mas fe le tenía. Descanse, concentrándome mucho pues sabía que necesitaría de toda mi capacidad, pues el agua estaba turbia y los robalos, objetivo principal, seguramente estarían encuevados, por lo que si no los retiraba, en la misma inmersión, en que les disparara, probablemente los perdería. Di mi primera bajada, anduve unos 15 metros hasta dar con el lugar, me acerque muy lento y con el arma recogida. Dentro


Por Juan Cela

de la cueva se veía unos 2m, lo suficiente y estaba lleno de “comidía”, que es como llamamos a los pequeños peces, posibles presas de otros peces mayores, por detrás, borroso, al limite de la visibilidad, reconocí una cabeza como de una mero o caranha de unos 3,5kg, pero como era mi primera bajada no quería perder la oportunidad de algo mayor, así que subí lentamente. Respire una vez más llenando a tope mis pulmones y me deslice pegado a la roca hasta encontrar el borde de la entrada. Con mucho cuidado asome mi rostro y la punta de mi arpón. A lo lejos vi la

cola de un enorme robalo que se alejaba y me paralice para no espantarlo, espere un tiempo que sentí eterno. De pronto lo vi acercándose de frente hacia mí, como encarándome , sin pensar mucho pero lento apunte, le dispare a quemarropa y me abalance sobre él, pues el tiro no había sido muy bueno y no estaba dispuesto a perderlo, lo tome de la cabeza con una mano y asegure el arpón para no lastimarme con la otra. pase la mano por sus agallas y subí, soltando el Nylon de los corales y piedras afiladas para que no continuara desgastándose y poder ascender libre. una vez en superficie respire muy hondo unas 3 veces, saque mi cuchillo y apague mi primer Robalo que después descubriría que pesaba más de 12kg. lo puse en el gancho, descanse y pensé sonriendo, que mi día ya estaba ganado. Como una hora después, encontré otro con 8kg que pude ver unas 2 veces pero en el límite de la visibilidad, un poco alejado de la caverna principal así que hice otra bajada unos metros más adelante para intentar arponearlo desde una rendija pequeña, pero al bajar, en lugar de este, me encontré con un brillo amarillo redondo. Un Pampo o pámpano “trachinotus ” de 9kg que no parecía caber en el hueco en que estaba. Pese a eso no dude en dispararle, por suerte un buen

tiro, atrás de la cabeza, del cual no se soltaría tan pronto. Allí comenzó una suerte de “teteris” que duro unas 4 bajadas y unos 30 minutos hasta que conseguí retirarlo horizontalmente, desde la cola y ya sin arpón. Recorrí varias cuevas más y encontré otro Pampo casi igual al primero que vino en mi dirección, desde mar abierto, buscando refugio. Pero como me encontró entre medio, giro abruptamente mostrando todo su gran lateral amarillo. estire mi brazo, con lo que la punta de mi arma quedo a unos 2,5m de él, sin bacilar, le dispare en medio, ya que al no estar en la roca podría correr libre y sin peligro de que lo perdiera. Nado mucho pero se sumo a mis capturas con facilidad, aunque me atraso bastante ya que estaba anocheciendo y debía atravesar la rompiente. Organicé mi equipo y me dirigí, aprovechando la marea a la zona de olas. Asegure firme mi arma descargada, apreté los dientes y atravesé. como conocía bien el área y con ayuda de algunas luces del pueblo, conseguí retornar a mi punto de partida. Como de costumbre, decidí hacer una última bajada rápida y despreocupada en la pileta interna donde comencé el día. para mi sorpresa y como los robalos aparecen más por la noche, bajando, encontré unos 5 de diversos tamaños apoyados en la arena como estacionados, lentamente y desde arriba me dirigí al mayor y con mucho cuidado para no espantarlos le apunte a la cabeza. El disparo fue tan bueno que ni se movió, por suerte, ya que casi no veía y creo que lo hubiera perdido si se enroscase en la galería de cuevas que se encuentran en ese lugar. Este ultimo pesaba casi 8kg con lo que completaban mis 38 kg de pescado, con los que ya empezaba a sufrir antes de salir, de solo pensar en que era de noche, estaba lejos, pesado y demás. Pero estaba muy contento, así que me nutrí 15


de eso para continuar, era el último esfuerzo, me quite el equipo me colgué los pescados al hombro y comencé a caminar como podía, pensando en la suerte que había tenido, las hermosas escenas que presencie y participe… Seguí divagando mientras caminaba por entre las piletas naturales que me rodeaban, la luna y las estrellas completaban un paisaje único. Pensé en cómo les abría ido a mis amigos, mire hacia adelante y fue cuando percibí que como a unos quinientos metros en el borde entre la arena y el camino había un automóvil con las luces apuntando en mi dirección y unas personas que se acercaban. Para completar mi día de suerte, al llegar más cerca, me percate que eran mi esposa y mis amigos, que ya con el agua en las rodillas festejaban por mi y se acercaban a ayudar. Más tarde, “sashimi” de por medio, le pregunte a Edi ¿por que habían ido a buscarme? y me respondió con una mezcla de preocupación, sabiduría y mucha razón que, a esa altura!! o es-

taba lleno de pescado o estaba en problemas!! En aquel entonces era novato y no entendía la importancia de pescar como mínimo en pareja, aunque estemos en lugares de poca profundidad. Para mi suerte, este y otros conceptos fundamentales me los inculcaron rápidamente mis mentores y les soy grato por eso y mucho mas. Ya que podría haberme suce-

dido cualquier accidente y no tendría quien me ayudara. Como, por desgracia, pude comprobar con el tiempo, al pasar por una serie de situaciones que implicaron riesgo de vida, de las que hablare en otro momento. Así que a cuidarse mucho!!! Y aguas claras para todos!!!


CARACTERÍSTICAS TÉCNICAS La carabina se halla construida íntegramente en Acero SAE 1040, sin piezas plásticas ni de aluminio. Su peso es sorprendente, sólo 2,8 kg. (4 libras), todo un logro de diseño. Con una mullida cantonera de goma y la culata de madera de calidad, con formato clásico; el almacén contenedor de balines es de acero con capacidad para 30 postones esféricos de plomo calibre .22,

sus aparatos de puntería son sencillos y todo el conjunto es de solidez. La mecánica es simple e ingeniosa, y responde a un diseño original y propio del Ingeniero JULIO OMAÑA responsable de SHARK, donde su obra habla por si sola: solidez, confiabilidad y sencillez de mecanismos, sin detrimento de la calidad.

www.armasshark.com.ar


Miras telescópicas ¿A cuánta distancia en metros equivale el aumento en una mira telescópica? Para entender la respuesta, comencemos por los elementos que componen una lente telescópica. Las Lentes Una lente es un medio u objeto que concentra o dispersa rayos de luz. Las lentes más comunes se basan en el distinto grado de refracción que experimentan los rayos de luz al incidir en puntos diferentes de la lente. Para el caso del tiro deportivo, se usan lentes, o combinaciones de lentes similares a las empleadas en el primer telescopio astronómico que fue construido por Galileo Galilei usando una lente convergente (para dirigir la luz hacia un punto especifico) como objetivo (objetivo es la lente que está en la parte frontal del telescopio) y otra lente de tipo divergente (para incrementar el diámetro del haz de luz con respecto a la distancia desde la abertura óptica) como ocular (ocular es la lente que está en la parte donde se coloca el ojo para observar). Al ver la etimología de la palabra lente, la cual proviene del latín “lentis” que significa “lenteja” de forma que a las lentes se les denomina así por similitud de forma con la legumbre. Lente Ocular El ocular es un tipo de lente usada en instrumentos ópticos diversos, para nuestro caso, también es usada en las miras telescópicas y es una lente que se antepone al ojo del observador para ampliar la ima-

20

gen del objetivo que éste observa. Existen diferentes tipos de oculares: •Oculares negativos: Participan en la formación de la imagen primaria y por tanto no sirven de lupa •Oculares positivos: Aumentan la imagen por sí sola. La imagen primaria sólo es formada por el objetivo y por tanto sirven de lupa. •Compensadores: Corrigen alguna aberración (Las aberraciones en sistemas ópticos tales como las lentes, prismas, espejos o una serie de éstos con la finalidad de producir una imagen nítida, generalmente conllevan a una degradación de la imagen. Ocurren cuando la luz proveniente de un punto de un objeto no converge hacia (o no diverge desde) un solo punto luego de transmitirse a través del sistema. Los instrumentistas precisan corregir estos sistemas para compensar las aberraciones. •De medida: Incorporan rejas graduadas

para medir el tamaño de las partículas observadas. Lente Objetivo Para el caso del tiro deportivo, en las miras telescópicas se denomina objetivo a la lente de tipo convergente colocada en la parte frontal de la mira, esta se encarga de recibir los haces de luz procedentes del objeto observado y modifica su dirección llevándola hacia un punto especifico, punto que regularmente es el ocular, para crear la imagen óptica, la cual es una réplica luminosa del objeto observado. Entre más amplia sea la lente objetivo, mayor cantidad de luz ingresara por la lente y por ende obtendremos mayor luminosidad en el objeto replica observado. La lente objetivo se mide en milímetros y encontraremos de diferentes tipos que van desde unidades pequeñas como por ejemplo 20mm o 32mm, hasta lentes que miden hasta 40mm, 52mm, 60mm. Mientras mayor sea la cantidad de milímetros,


mas grande será el diámetro de la lente y por ende adquirirá mayor luminosidad para la réplica luminosa del objeto observado. Una desventaja en el tiro deportivo y más que nada en la cacería, radica en que el tener una lente objetivo amplia puede reflejar más fácilmente los rayos del sol o cualquier luz incidente en ella y esto puede causar la revelación de nuestra presencia y posición. Para evitar esto, regularmente se emplea el parasol, que disminuye la posibilidad de refracciones de la luz. Conceptos básicos respecto a Lentes Objetivos 1.- Distancia focal Indica la distancia en milímetros desde el centro óptico del objetivo al plano focal y define la potencia o el poder de desviación de una lente u objetivo. La distancia focal de un objetivo está determinada por: •Ángulo de incidencia de la luz sobre la lente o, a efectos prácticos, curvatura de la lente (a mayor radio de curvatura menor distancia focal). •Índice de refracción de la lente, el cual vendrá determinado por la composición química del vidrio de la misma. •Longitud de onda de la luz incidente, el color de la luz. •actualmente la mayor parte de los objetivos están compuestos por grupos de lentes convergentes y divergentes que compensan las posibles aberraciones derivadas a la luz. 2.- Luminosidad La luminosidad de un objetivo está determinada por: •La distancia entre el objetivo y la imagen proyectada, lo cual es función de la distancia focal. •El diámetro del haz de luz que penetra por el objetivo, lo cual depende del diseño y construcción del propio objetivo.

3.- Tipos de objetivos Existen diferentes tipos de objetivos según la distancia focal de la lente utilizada: •Objetivos tipo gran angular: Objetivo cuyo ángulo de visión es mayor al del objetivo normal (generalmente entre 60° y 180°). Se utilizan para los planos generales donde nos sea necesario abarcar un gran ángulo de visión. Su característica principal es que proporcionan gran profundidad de campo. Suelen distorsionar la imagen haciendo curvas las líneas rectas. •Objetivo normal: Con un ángulo de entre 40° y 65° se asemejan a la visión del ojo humano. Su utilidad se centra en la representación de escenas sin carga dramática. Su profundidad de campo es moderada. No suele presentarse distorsión de la imagen como en los angulares, conservándose la perspectiva original. Además, estos objetivos suelen tener una gran luminosidad. •Teleobjetivos: El ángulo de visión es menor que el del objetivo normal (generalmente menor de 30°). Permiten acercar objetos situados a grandes distancias. Así consiguen aumentar el tamaño de las imágenes respecto al objeto real. Por el contrario su profundidad de campo es reducida y su punto de enfoque crítico. En tiro deportivo este tipo de lentes objetivo son usadas para las miras telescópicas con aumento fijo no regulable, ejemplo miras de 4x 20mm tendrán un aumento fijo de 4x y un objetivo de 20mm. •Objetivos zoom: Son objetivos de distancia focal variable. Destacan por su comodidad ya que evitan el cambio de objetivos de distancias focales fijas (angulares, normales y teleobjetivos). Como contrapartida, debido a su construcción, suelen ser menos luminosos que los objetivos equivalentes de focal fija. En tiro deportivo este tipo de lentes objetivo son usadas para las miras telescópicas con aumento variable totalmente regulable,

ejemplo miras de 3x-9x 40mm tendrán un aumento que puede ser regulado desde los 3x hasta los 9x y un objetivo de 40mm. •Objetivos macro: Permiten el enfoque a muy corta distancia. Se utiliza para objetos muy pequeños situados a poca distancia de la lente. •Objetivo ojo de pez: Se trata de un angular extremadamente amplio, llegando hasta los 180°. Proporcionan una profundidad de campo extrema, y las imágenes se ven curvas como si estuvieran reflejadas en una esfera. Miras telescópicas con Teleobjetivos y Miras telescópicas de Objetivos Zoom

Como ya se mencionó anteriormente, los teleobjetivos y objetivos zoom son dos cosas diferentes. Las miras telescópicas que cuentan con un teleobjetivo son muy comunes y relativamente baratas en el mercado, sin embargo, el aumento es fijo y no es regulable; para tiro deportivo son muy empleadas por cazadores los cuales no tienen el tiempo suficiente para incrementar o disminuir el zoom dada la movilidad

21


y rapidez de la presa, por ende, al acostumbrarse a un aumento fijo, pueden hacerse cálculos mentales muy rápidos de distancia en función de la imagen observada, de manera que el cazador reacciona automáticamente y logra acomodar la retícula en función de la posición de la presa y su distancia calculada. Además, este tipo de miras suelen ser mucho más resistentes que las que tienen piezas móviles. Sin embargo la profundidad de campo regularmente es mucho menor a otras miras telescópicas con diferentes lentes objetivo y enfocar rápidamente se torna un poco complejo. Por otro lado, las miras telescópicas que cuentan con una lente objetivo zoom, tendrán como principal característica el ser más caras, esto se debe a que son de aumento variable completamente regulable. Dentro de la disciplina tiro deportivo son empleadas por tiradores de precisión los cuales toman su tiempo para realizar el tiro sin prisas y de manera relajada. Una de las desventajas más importantes en las miras telescópicas con lente objetivo zoom, es el hecho de contar con piezas móviles internas para realizar el cambio de aumento o ajuste de zoom, por ello, son más delicadas y al desajustarse pueden conllevar a una posible pérdida de precisión, así mismo, para obtener una mejor iluminación requerirá que el lente objetivo sea de mayor tamaño.

Al comparar una mira telescópica de teleobjetivo contra una de objetivo zoom, notaremos principalmente que si la mira con teleobjetivo tiene 3x 32mm, y la mira con objetivo zoom se fija a 3x 32mm, la primera tendrá mejor luminosidad que la segunda, esto se debe al tipo de construcción empleada en cada tipo de mira. Para que una mira con objetivo zoom pudiera obtener la misma cantidad de luz que una con teleobjetivo, tendría que ser superior en el tamaño de la lente objetivo. Miras telescópicas con lente objetivo de zoom Factor de Zoom El factor de zoom es el cociente entre la máxima y la mínima distancia focal posible de un zoom. Viene representado por el número del cociente precedido por una ‘x’. El factor de zoom no indica cuánto se puede aumentar una imagen sino cuánto variará el encuadre de la imagen de un extremo al otro del zoom. Por ejemplo un objetivo 17-55 mm es un zoom x3; un 100-300 mm también es un zoom x3 y, sin embargo, el segundo acerca la imagen muchísimo más que el primero. Un objetivo 20-200 mm será x10. El uso de este factor se ha hecho popular como medida de la capacidad del zoom en las cámaras digitales y de video que incluyen objetivos zoom no intercambiables. Estos objetivos suelen cubrir desde

un gran angular entre 28 y 35 mm equivalentes en formato pequeño, hasta un x3 o un potente x10 teleobjetivo. Para el caso del tiro deportivo, también se hacen presentes estas unidades de medida popular para la potencia de una mira telescópica, aunque el concepto en realidad es ambiguo, dado que el zoom óptico normalmente será el medio que nos permitirá acercarnos a la acción sin tener que movernos físicamente de nuestra posición y virtualmente sin perder calidad. Miras telescópicas tipo ZOOM Una mira telescópica con lente objetivo zoom, contendrá en esta lente objetivo un sistema de regulación focal variable, es decir, aquellos en los que se puede variar a voluntad la distancia focal y, en consecuencia, el ángulo de visión. Las propiedades básicas de una lente objetivo zoom son su distancia focal mínima y máxima. El factor de zoom es el cociente entre la máxima y la mínima distancia focal posible, se denomina factor zoom y suele ser representado por el cociente acompañado por una ‘x’, de manera tal que aunque los objetivos zoom ofrecen hoy día una buena calidad, debido a un diseño más complejo con mayor número de lentes, no son de tan buena calidad como los teleobjetivos de distancias focales fijas y su calidad puede no ser suficiente para la fotografía pero si para el tiro deportivo de precisión. Mientras que el enfoque en los zooms modernos suele ser bueno, en comparación con un objetivo de focal fija, no son tan nítidos ni tan luminosos, suelen producirse grandes distorsiones, reflejos, aberraciones cromáticas y pérdida de contraste debido a su complejo diseño


que abarca en el caso de algunos súper zooms hasta de 20 lentes agrupados. Para entender cómo funcionan, se debe decir que los grupos de lentes en el objetivo, se desplazan alejándose y acercándose ente si, al girar un anillo en un sentido u otro o al pulsar un botón en el caso de los “Power Zoom” (zoom motorizados), de este modo varía la distancia focal y con ello el espacio que entrará en el encuadre de lo observado. Cuando el factor de zoom es mayor que 5 x suele denominarse súper zoom. •Si el zoom es motorizado, suele llamarse power zoom. •El zoom digital suele ser un recorte de la imagen del objeto tomada por un sensor digital de imagen, en este caso se elimina parte de los márgenes de la imagen agrandando la parte central de la misma para lo que se emplea sólo una parte del sensor, lo que implica el uso de una cantidad menor de pixeles y por ello una reducción en la calidad de lo observado. El valor X y la medida de distancia Conocido ya el factor de zoom, nos daremos cuenta que en realidad no es un valor que determine distancia, más bien es un valor orientado a medidas ópticas, por ende el valor en “X” de un zoom NO permite determinar la “distancia en metros” a la que acerca el objetivo. “El preguntar ¿Cuántos metros acerca un zoom de X? es como si preguntases: “¿cuántos metros me acerco a un objeto situado a cierta distancia, si me acerco a un 50% de la distancia..? Evidentemente, dependerá de la distancia, si esta a un metro del objeto, habrá acercado medio metro, mientras que si estaba a un kilómetro, ha-

brás acercado 500 metros. Pues con el valor “X” del zoom, sucede exactamente lo mismo. Para empezar, el zoom es la relación entre la focal más larga llamada “teleobjetivo”, que es la que más “acerca” el objeto y la más corta llamada “angular”, y que es la que menos “acerca”, pero también la que cubre un ángulo más amplio de la escena, ambas se miden en mm. Por ejemplo, si el sistema óptico tiene un rango de focales de 35 a 350 mm. eso significa que tiene un zoom óptico 10x, porque 350 / 35 = 10. (ver arriba el concepto de factor de zoom para entender la división). Pero un sistema óptico que tenga un rango 28 – 280 mm. también tendrá un zoom 10x, porque 280 / 28 = 10. Los dos tendrán un zoom óptico 10x, y sin embargo el primero “acercará” más los objetos, puesto que tiene un teleobjetivo más largo: 350 mm., en lugar de 280 mm. Cuanto mayor es el teleobjetivo, en mm., más te acerca. Pero aún cuando comparásemos específicamente distancias focales de teleobjetivo en mm., en lugar de factor X de zoom, seguiría sin ser posible determinar “cuántos metros” te acerca. Porque el teleobjetivo amplía en términos RELATIVOS, no a base de metros y que el teleobjetivo se mida en milímetros no tiene nada que ver con cuánto acerca en esa medida estaríamos en el ejemplo que se ponía al principio, de cuántos metros me acerco, si me acerco un 40% de la distancia, seguiría dependiendo de la distancia. Dicho más sencillamente: si empleas el zoom para “acercarte” el cincuenta por ciento de un objeto situado a cien metros, te estarás acercando cincuenta metros. En cambio, si usas el mismo zoom para

acercarte a la Luna, estarás acercando unos 192.200 kilómetros aproximadamente. En resumen… depende de la distancia, y de la longitud focal del teleobjetivo, que no es lo mismo que el zoom. Conclusiones Las miras telescópicas son excelentes sistemas ópticos que cuentan con muchas piezas interesantes, las cuales determinan entre muchas otras cosas, la precisión del tiro y el rango de acercamiento que tenemos para lograr dicha precisión. El factor de X no determina una distancia medida en metros por diferentes motivos ya planteados, siendo uno de los más importantes el hecho de que los X son acercamientos relativos que podrían transportarse en función de la distancia total de observación y el tipo de medida de focales que se tiene.


MANTENIMIENTO

Método casero para pavonar Intentar que una empresa que pavona industrialmente quiera pavonar una o unas cuantas piezas de su propiedad es bastante difícil. Por otra parte el reglamento no permite manipular armas a las empresas que no estén expresamente autorizadas, salvo algún amigo que tenga un taller y que sin la debida autorización pavone nuestra pieza en secreto y confianza. Pero un aficionado, se supone que no pavonará cañones o piezas fundamentales de una arma, se limitará a un guardamonte, un punto de mira, unas alzas, o como en este caso unas monturas para visor. Además, como en nuestro ambiente, mayormente nos movemos en el mundo del aire comprimido, y queda un poco difuso el concepto “arma”, no sé hasta qué punto nos afecta, supongo que una vez más dependerá de la interpretación del funcionario de turno. Para acabar una pieza de un arma actual de fabricación en serie como puede ser una carabina de aire comprimido, lo mejor es el pavonado en caliente. En el mercado, dedicado a los profesionales, existen preparados de sales que funcionan perfectamente , con buenos resultados y sin tener que pensar en pesar y dosificar. Ahora bien,

24

como mucha gente no tendrá ocasión de conseguir un producto industrial en cantidades moderadas, no es despreciable la posibilidad de prepararse uno mismo un baño de pavonado a partir de productos que podemos conseguir en la esquina. De fórmulas hay tantas como experimentadores, pero vamos a mostrar la más simple posible y que funciona. Antes de empezar hay que tener un mínimo de infraestructura. Los productos químicos por simples que sean, siempre pueden ser peligrosos y hay que manipularlos con todo el cuidado posible. Unos buenos guantes de goma, látex, nitrilo o parecidos, son del todo necesarios. Mono de trabajo o ropa usada, muy aconsejables. Las salpicaduras en los ojos, por ejemplo, deberíamos prevenirlas con unos anteojos adecuados, aunque pareceremos astronautas en la intimidad es preferible a que nos vean en la vía publica con un parche en el ojo. Por lo tanto, mucha precaución, si podemos trabajar en exterior o en lugar ventilado, mejor que mejor.

Materiales necesarios: 1. Hornillo de butano 2. 2 recipientes de hierro o acero inoxidable 3. 1 recipiente de plástico o similar 4. Guantes de goma 5. Alicates 6. Alambre 7. Termómetro (hasta 150º o más) 8. Balanza (1 gramo de precisión es suficiente) 9. Probeta graduada 10. Soda Cáustica (adquirible en droguería o farmacia) 11. Nitrato Potásico (adquirible en droguería o farmacia) 12. Alcohol 13. Agua El 95% del éxito de un pavonado depende de un perfecto desengrasado de las piezas. Bastará simplemente sumergirlas un buen rato en un recipiente con alcohol isopropilico y sin tocarlas con las manos desnudas (o los guantes grasosos) se pueden introducir en la solución pavonadora una vez esté hirviendo. En el caso de piezas de armas que han pasado la mayor parte de su vida engrasadas para protegerlas de la corro-


sión, será necesario actuar de forma más contundente. Parece ser que es muy efectivo sumergir las piezas en una lechada de cal. Cabe decir que muchas veces pavonar, quiere decir adecentar una pieza sumamente oxidada, y previamente la habremos desoxidado. Tanto si usamos para este menester una solución al 10% de ácido oxálico en agua, como uno de los preparados comerciales que existen, la posible grasa queda eliminada y con un enjuague en alcohol suele ser suficiente. Fórmula • 15 PARTES DE AGUA • 15 PARTES DE SODA CAUSTICA • 2 PARTES DE NITRATO POTASICO Según las piezas que pretendamos tratar y la capacidad del recipiente, prepararemos la cantidad necesaria. En el caso que nos ocupa, han sido 450 centímetros cúbicos de agua, 450 gramos de soda y 60 gramos de nitrato de potasa. Con esta proporción se consigue un

color negro bastante intenso y neutro. Con una proporción de 10-10-1 y se logra un color negro con algo de marrón que según la pieza puede ser muy indicado. Por lo tanto, se puede variar un poco la tonalidad a base de disminuir o aumentar la cantidad de nitrato potásico. Cuestión de pruebas. A mayor cantidad de nitrato, negro más frío (azulado), a menor cantidad, color más cálido hacia el marrón. Manos a la obra: Medimos el agua y la vertemos en el recipiente, añadimos la soda y el nitrato previo pesaje y a continuación encendemos el fuego. Al poco rato empezará a hervir. Para ayudar a la disolución de los productos sólidos podemos remover con una varilla de hierro, inoxidable, plástico, vidrio o cualquier otro material que no sea atacado por las sales y pueda contaminar el ”caldo”, pero con suavidad, pues al manipularse tiene la tendencia a hervir estrepitosamente con el consiguiente peligro de salpicaduras Si introducimos el termómetro en

el líquido, comprobaremos que va subiendo hasta alcanzar, cuando está con un hervor constante y sostenido, hasta los 145º centígrados. Este alto punto de ebullición es debido a las sales que contiene, y dependiendo de la cantidad, varía la temperatura. Aprovechando esta circunstancia, podemos controlar fácilmente el punto de saturación, para trabajar en condiciones parecidas. Si porque pavonamos varias piezas o cualquier otra circunstancia, mantenemos en ebullición mucho rato la solución, se irá evaporando el agua, la proporción producto-agua variará, la temperatura subirá y los resultados serán diferentes de los esperados. Por lo tanto: A MENOS AGUA (Y MAS SALES) = MAS TEMPERATURA A MAS AGUA (Y MENOS SALES) = MENOS TEMPERATURA


¿Qué es un BULL BARREL? El bull barrel fue popular gracias a Freeman Bull, un empleado de la Armería Springfield Armory a finales del 1800, el señor Bull tenía fama de ser un buen tirador, certero. La compañía Springfield Armory utilizaba a menudo los servicios de Bull para probar varios prototipos de fusiles. En 1887 Bull usaba un gran cañón octogonal por lo tanto, fue Freeman Bull el inventor del cañón toro...? El cañón de su rifle era octogonal, la creencia popular es que los bull barrels deben su nombre a sus dimensiones de gran tamaño, como decir, tan grueso como un toro más que los uniformemente redondos...? Al ver en varios foros, sitios web y chat, se ven las discusiones sobre cuáles son las diferencias entre los cañones bull octogonales y cañones gruesos redondos, son 2 nombres para la misma cosa? No hay ninguna especificación exacta para un bull barrel. De hecho, el modificador “bull” grueso y pesado puede ser octogonal o redondo, después de todo un barril o tonel construido con madera alcanza su redondez de pequeñas tablas planas que unidas dan el aspecto de cilindro. Hay una diferencia visual cuando se comparan 2 cañones, el bull barrel octogonal sería aún más grueso que el cañón pesado redondo, pero ese argumento rápidamente se convierte en difícil de resolver. Cañones Bull en las armas de fuego Al ser grueso, el bull barrel puede absorber una gran cantidad de energía térmica durante el disparo, por lo que se calienta más lentamente que el cañón fino o estándar. También vibra menos porque la masa misma del cañón, absorbe una gran cantidad de las vibraciones. El resultado de estos dos factores hace mejorar la precisión. ¿Qué hace un bull barrel? Hace varias cosas que ayudan a la precisión. En primer lugar, todo el metal adicio-

26

nal hace que sean más rígido y menos propensos a vibrar. La segunda cosa que hace es mantener una temperatura uniforme durante el disparo. Como el metal se expande cuando está caliente, manteniendo una temperatura constante tiro a tiro. Un tercer beneficio se asocia con su peso. Ser pesado, tiende a permitir que el rifle tenga menos retroceso y ayuda al tirador a obtener un siguiente encare, más eficaz. Esto es especialmente importante cuando se habla de los calibres más grandes que patean mucho.

3. Un bull barrel logrado con recubrimiento plástico es un efecto visual. 4. Cañones Bull tienden a ser más preciso, cuando está bien contra pesado. 5. Cañones Bull añaden peso que puede ayudar a la estabilidad en el tiro informal. 6. Cañones Bull añaden peso al rifle y pueden amortiguar el retroceso.

¿Qué pasa con el Cañón Toro en la armas de aire comprimido?

RIFLE DE AIRE de LA GIFFARD GUN COMPANY LIMITED, LONDON, alrededor de 1891

El beneficio de amortiguación de vibraciones será el mismo que para las armas de fuego, pero la disipación de calor no es necesaria porque en las armas de aire el cañón, no se calienta. El beneficio de amortiguación del retroceso es válida para los armas de resorte con gran potencia. Algunos fabricantes de armas cubren el cañón de acero con fundas de plástico gruesas y así poderlos llamar bull barrel. Desde luego, se ven iguales, pero carecen de los beneficios reales auténticos. Probablemente no disparen mejor, el plástico no atenúa los patrones de vibración y no aporta mayor peso . Por lo tanto no son verdaderos bull barrel. RESUMAMOS EN 6 PUNTOS 1. No existe una especificación para un bull barrel, barril toro o cañón grueso. 2. Cañones Bull son sinónimo de barriles pesados

CALIBRE 0,32 DEPÓSITO BOLA DE CUERO, PISTOLA DE AIRE POR GEORG WOLF en Würzburg, Germania, alrededor de 1780

RIFLE DE AIRE del año 1799 de 67.2 cm, cañon 26 y 1/2 construido por Samuel Henry Staudenmayer, ex obrero de Joseph Manton , armero del Príncipe de Gales y el Duque de York.


Cocina de campaña

Carne de ciervo guisada con tomate e hinojo Comer carne de animales criados en libertad aporta muchos beneficios, su grasa lejos de ser mala es hasta beneficiosa, además de que aporta muy poca grasa magra y casi toda es infiltrada en el musculo, lo que hace además de que sea una carne jugosa. En este caso no estamos hablando de carne de caza, el estrés que sufre el animal aporta una intensidad de sabor a la carne muy diferente del ciervo criado para consumo. De hecho, en el caso que fuese caza habría que mantener la carne en un adobo o marinada antes de poder guisar. Por otro lado, el hinojo que lleva esta receta de guiso de ciervo con tomate es ideal como un digestivo y aporta un sabor muy especial. Curiosamente investigue y descubrí que además, se utiliza en muchas elaboraciones y tradicionalmente en asados de cerdo. Así que probé con el guiso de ciervo y debo decir que no me arrepiento en absoluto. Ingredientes • 600 g de carne de ciervo • 1 hinojo • 400 g de tomate triturado natural • 3 zanahorias • 400 ml de vino tinto • Aceite de oliva extra virgen • Pimienta • Sal

28

Cómo hacer un guiso de ciervo Cortaremos en dados el Hinojo, solo el bulbo sin las hojas y del mismo tamaño la zanahoria limpia. Lo rehogamos hasta que empiece a dorarse el hinojo. Después añadimos el ciervo troceado y removemos. Añadimos la sal, la pimienta, el tomate y el vino. Mezclamos y dejamos cocer a fuego lento dependiendo de qué recipiente utilicemos nos llevara distinto tiempo de cocción por ejemplo en sartén u olla con tapa, el proceso es más rápido y homogénea la cocción de los ingredientes, en sartén o cacerola sin tapa llevara más tiempo y nuestra atención revolviendo, al termino algunos ingredientes como el Hinojo estarán caramelizados y la zanahoria al dente. Traten de maridar o acompañar con el mismo vino que utilizaron para integrar a la cocción. Consejos y sugerencias La verdad que hacer un guiso con esta carne o hacerlo con otra no hay diferencia en cuanto al método. Solo cambiara la textura, el sabor e incluso su color. Esta carne queda algo más entera pero jugosa, el sabor es ligeramente más intenso y el color es profundamente rosado.


Cocina de campaña

Pizzettas fritas, en medio del campo Se enciende el fuego y hacemos las pizzas... En un jarro, agregar agua tan tibia que un dedo pueda soportar estar dentro, agregar la levadura seca, una cucharadita de azúcar, batir, tapar y dejar que haga burbujas hasta que duplique su volumen. Sobre la harina agregar una cucharada de sal y mezclar, volcar la levadura y amasar hasta obtener una consistencia lisa y elástica. Hacer un bollo, tapar con una bolsa de súper mercado o un trapo seco y dejar descansar hasta que duplique su volumen. Cortar dientes de ajo al medio, pelar y retirar el cabo del centro, colocar el sartén con aceite y el ajo sobre el fuego hasta dorar, abrir una lata de tomate, cortarlo en cubitos e incorporar al sartén, condimentar a gusto con sal, pimienta, ají, laurel y demás hierbas. Cortar la mozzarella o queso fresco en rodajas muy finas, en tiritas o pequeños trocitos para que se derrita rápido. Tomar el bollo y cortar pequeñas porciones de masa, formar pizzettas de entre 7 a 10 cm de diámetro, no muy gruesa y dejar descansar mientras. Poner una sartén al fuego con abundante aceite, una ves caliente, colocar la cantidad de piz-

zetas que entren en la sartén sin que se toquen entre si. Dar vuelta cuando estén doradas, sin sacar del aceite colocar sobre cada una la salsa, el queso y lo que se pueda agregar, salame, jamón, aceitunas, huevo....tapar por un minuto, sino hay tapa, con la ayuda de una cuchara echar aceite sobre la pizzetta para que se derrita el queso. Quien fría las pizzetas deberá comer al pie del sartén, en una franca lucha con el resto de los comensales al alrededor del fuego.


Shark en acción  

Edición Nº2

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you