Issuu on Google+

La Seu

PARROQUIA DE SANTA MARÍA • XÀTIVA Hoja Parroquial - Nº 212 Domingo 2 de julio de 2006 XIII del Tiempo Ordinario

Te esperamos con fe y alegría

Frases del Evangelio

EVANGELIO SEGÚN SAN MARCOS 5, 21-43 Llegaron de la casa del jefe de la sinagoga para decirle: Tu hija ha muerto. ¿Para qué molestar más al maestro? Jesús alcanzó a oír lo que hablaban y le dijo: No temas; basta que tengas fe. No permitió que lo acompañara nadie, más que Pedro, Santiago y Juan, el hermano de Santiago. Llegaron a casa del jefe de la sinagoga y encontró el alboroto de los que lloraban y se lamentaban. Entró y les dijo: ¿Qué estrépito y qué lloros son estos? La niña no está muerta, está dormida. Y se reían de él. Pero él los echó fuera a todos, y con el padre y la madre de la niña y sus acompañantes entró donde estaba la niña, la cogió de la mano, y le dijo: Talitha qumi, (que significa: contigo hablo, niña, levántate) La niña se puso en pie inmediatamente y echó a andar. Tenía doce años.


El Abad Hemos llegado ya a la gran semana del V Encuentro Mundial de las Familias, dentro de ocho días tendremos en Valencia al Santo Padre Benedicto XVI. Nosotros le esperamos con inmensa alegría. El Papa representa a Cristo en la tierra y a la Iglesia Universal. Es un grandísimo acontecimiento de fe que el cielo nos da la oportunidad de vivir en nuestra Iglesia Valentina. Por eso nos hemos preparado con la oración y con las distintas catequesis. El Papa viene como Pastor del Pueblo de Dios. Viene a vernos, a estar con nosotros, a ofrecernos su palabra de Padre; viene a animar a las familias de todo el mundo desde Valencia, que se convierte en el gran púlpito universal. Para los católicos es un regalo y el mayor evento del año. El Papa viene a confirmar nuestra fe. Nos duele la campaña tan agresiva que, no sabemos bien quiénes la provocan, alimentan y financian. Yo nunca he visto una cosa igual. El Papa no es la primera vez que viene a Valencia ni a España; recordemos en 1982, la Alameda de Valencia se convirtió en un templo abierto; y la última vez en Madrid; Cuatro Vientos y la plaza de Colón. ¡Y no pasó nada! ¿Quién está detrás de esta campaña en contra?, ¿a quién no le interesa que venga el Papa?, ¿a quién le molesta el V Encuentro de la Familia? No hay que discurrir mucho para saber la respuesta acertada. Por eso y por las razones anteriores expuestas, todos nosotros como Iglesia que somos, debemos acudir a todo, participar en cada uno de los actos que se van a celebrar. Contagiar nuestra alegría por la visita del Papa y manifestarlo adornando los balcones y ventanas de nuestra casa, ofreciendo hospedaje a los peregrinos y sobre todo insistiendo en la oración para que este V Encuentro Mundial de las Familias sea un éxito espiritual. Estamos con la Iglesia de Valencia y con nuestro Arzobispo, estamos con la Iglesia Universal y estamos con el Papa, Vicario de Cristo en la tierra, por eso con los ojos de la fe, nos alegramos por esta visita y estamos seguros de la gracia que el Señor derramará sobre todos nosotros.

Amb quin goig t’exalce, Senyor! M’has tret a flor d’aigua quan m’ofegava I no has permés que se n’alegren els enemics. Salm 29


Para saborear durante la semana No os doy órdenes como si fuese alguien. Pues si estoy encadenado a causa de Nuestro Señor, todavía no he alcanzado la perfección en Jesucristo. Ahora, en efecto, comienzo a ser discípulo y os hablo como a condiscípulos. Pues era necesario que vosotros me ungiéseis con vuestra fe, exhortación, paciencia y grandeza de ánimo. Pero, puesto que la caridad no me permite guardar silencio acerca de vosotros, me he adelantado a exhortaros para que corráis unidos en la Voluntad de Dios. Pues, además, Jesucristo, nuestro inseparable vivir, es la Voluntad del Padre, así como también los obispos, establecidos por los confines de la tierra, están en la Voluntad de Jesucristo. Por tanto, os conviene correr a una con la voluntad del obispo, lo que ciertamente hacéis. Vuestro presbiterio, digno de fama y digno de Dios, está en armonía con el obispo como las cuerdas con la cítara. Por esto, Jesucristo entona un canto por medio de vuestra concordia y de vuestra armoniosa caridad. Cada uno de vosotros sea un coro para que, afinados en la concordia, a una con la melodía de Dios, cantéis al unísono al Padre por medio de Jesucristo para que os escuche y reconozca, por vuestras buenas obras, que sois miembros de su Hijo. Así pues, es bueno que vosotros permanezcáis en la unidad inmaculada para que siempre participéis de Dios (...). Que nadie os engañe. Si alguien no está dentro del altar del sacrificio, carece del pan de Dios. Pues, si la oración de uno o dos tiene tal fuerza, ¡cuánto más la del obispo y la de toda la Iglesia! (...). No escuchéis a nadie más que al que os hable de Jesucristo en verdad. Pues algunos acostumbran a divulgar sobre Jesucristo con perverso engaño, y además hacen cosas indignas de Dios. A ésos es necesario que los evitéis lo mismo que a las fieras, pues son perros rabiosos que muerden a traición, de los cuales es necesario que os guardéis pues sus mordeduras son difíciles de curar. Hay un solo Médico corporal y espiritual, creado e increado, Dios hecho carne, vida verdadera en la muerte, nacido de María y de Dios, primero pasible y, luego, impasible, Jesucristo Nuestro Señor (...). He sabido que han pasado algunos que venían de por ahí abajo con mala doctrina, a los cuales no habéis permitido sembrar entre vosotros, cerrando los oídos para no recibir lo que siembran, como piedras que sois del templo del Padre, dispuestos para la edificación de Dios Padre, elevadas a lo alto por la máquina de Jesucristo, que es la Cruz, y ayudados del Espíritu Santo que es la cuerda. Vuestra fe es vuestra cabria y el amor, el camino que os conduce a Dios (...). Orad sin interrupción (1 Tes 5, 17) SAN IGNACIO DE ANTIOQUIA


Pastor de la Iglesia Universal: Te esperamos V Encuentro Mundial de la Familias

p r o g r a m a FERIA

INTERNACIONAL DE LAS FAMI-

LIAS

1 2 3 4 5 6 7 8 9

CONGRESO INTERNACIONAL GICO-PASTORAL

TEOLÓ-

1 2 3 4 5 6 7 8 9

ROSARIO DE LAS FAMILIAS

1 2 3 4 5 6 7 8 9

7 DE JULIO, NOCHE

Rosario escenificado por los niños y orientado en cada misterio por Familias.

CELEBRACIONES

EUCARÍSTICAS POR GRUPOS LINGÜÍSTICOS

1 2 3 4 5 6 7 8 9

ENCUENTRO FESTIVO Y TESTIMONIAL 1 2 3 4 5 6 7 8 9

8 DE JULIO, TARDE

Es una celebración festiva de diferentes testimonios que familias de varios puntos del mundo dan sobre su experiencia de fe vivida en circunstan-

cias especialmente particulares. Dichos testimonios se alternan con diferentes presentaciones artístico-culturales realizadas por artistas de reconocimiento mundial. Actividades: Oración. Celebración festiva de los testimonios. Mensaje del Santo Padre. Conclusión pirotécnica.

EUCARISTÍA CONCLUSIVA POR EL PAPA

PRESIDIDA

1 2 3 4 5 6 7 8 9

9 DE JULIO, MAÑANA

Como finalización del V Encuentro Mundial de las Familias, se celebrará la solemne Eucaristía, presidida por el Santo Padre. La participación de miles de personas, la homilía del Santo Padre y su Bendición harán de este Encuentro de fe un momento inolvidable. Durante la Celebración, algunos esposos que han cumplido 50 años de matrimonio renovarán sus promesas matrimoniales


BenEspe edi cial cto XVI Jo

sí t’espere

Aprovecho la ocasión para reiterar la invitación a todas las comunidades diocesanas a participar con sus delegaciones en el V Encuentro Mundial de las Familias que tendrá lugar el próximo julio en Valencia, en el que, Dios mediante, tendré la alegría de participar personalmente. Benedicto XVI LA FAMILIA ES IMPORTANTE. EL FUTURO DE LA HUMANIDAD SE FRAGUA EN LA FAMILIA.

¡VEN A CONSTRUIR LA FAMILIA!

¡V EN

A

V ALENCIA ! DISCURSO

DEL SANTO PADRE BENEDICTO XVI A LOS PARTICIPANTES EN LA ASAMBLEA PLENARIA DEL CONSEJO PONTIFICIO PARA LA FAMILIA

SÁB ADO 13 DE M AYO DE 2006 Señores cardenales; venerados hermanos en el episcopado y en el presbiterado; queridos hermanos y hermanas: Es para mí motivo de alegría encontrarme con vosotros al final de la sesión plenaria del Consejo pontificio para la familia, que celebra en estos días su 25° aniversario, pues fue creado por mi venerado predecesor Juan


Pablo II el 9 de mayo de 1981. Dirijo a cada uno mi cordial saludo y, en particular, al cardenal Alfonso López Trujillo, a quien doy las gracias por haberse hecho intérprete de los sentimientos comunes.

LA FAMILIA SANTUARIO DE LA VIDA

Vuestra reunión os ha permitido examinar los desafíos y los proyectos pastorales relacionados con la familia, considerada con razón como iglesia doméstica y santuario de la vida. Se trata de un campo apostólico amplio, complejo y delicado, al que dedicáis energías y entusiasmo con el objetivo de promover el “evangelio de la familia y de la vida”. ¡Cómo no recordar, a este respecto, la visión amplia y clarividente de mis predecesores, especialmente de Juan Pablo II, que promovieron con valentía la causa de la familia, considerándola como una institución decisiva e insustituible para el bien común de los pueblos!

PATRIMONIO DE LA HUMANIDAD

La familia, fundada en el matrimonio, constituye un “patrimonio de la humanidad”, una institución social fundamental; es la célula vital y el pilar de la sociedad y esto afecta tanto a creyentes como a no creyentes. Es una realidad por la que todos los Estados deben tener la máxima consideración, pues, como solía repetir Juan Pablo II, “el futuro de la humanidad se fragua en la familia” (Familiaris consortio, 86). Además, según la visión cristiana, el matrimonio, elevado por Cristo a la altísima dignidad de sacramento, confiere mayor esplendor y profundidad al vínculo conyugal, y compromete con mayor fuerza a los esposos que, bendecidos por el Señor de la alianza,

se prometen fidelidad hasta la muerte en el amor abierto a la vida. Para ellos, el centro y el corazón de la familia es el Señor, que los acompaña en su unión y los sostiene en la misión de educar a sus hijos hacia la edad madura. De este modo, la familia cristiana coopera con Dios no sólo engendrando para la vida natural, sino también cultivando las semillas de la vida divina donada en el bautismo. Estos son los principios, ya conocidos, de la visión cristiana del matrimonio y de la familia. Los recordé una vez más el jueves pasado en mi discurso a los miembros del Instituto Juan Pablo II para estudios sobre el matrimonio y la familia. En el mundo actual, en el que se están difundiendo algunas concepciones equívocas sobre el hombre, sobre la libertad y sobre el amor humano, no debemos cansarnos nunca de volver a presentar la verdad sobre la familia, tal como ha sido querida por Dios desde la creación. Por desgracia, está aumentando el número


de separaciones y divorcios, que rompen la unidad familiar y crean muchos problemas a los hijos, víctimas inocentes de estas situaciones. En especial la estabilidad de la familia está hoy en peligro. Para salvaguardarla con frecuencia es necesario ir contracorriente con respecto a la cultura dominante, y esto exige paciencia, esfuerzo, sacrificio y búsqueda incesante de comprensión mutua. Pero también hoy los cónyuges pueden superar las dificultades y mantenerse fieles a su vocación, recurriendo a la ayuda de Dios con la oración y participando asiduamente en los sacramentos, especialmente en la Eucaristía. La unidad y la firmeza de las familias ayudan a la sociedad a respirar los auténticos valores humanos y a abrirse al Evangelio. A esto contribuye el apostolado de muchos Movimientos, llamados a actuar en este campo en armonía con las diócesis y las parroquias.

EL EMBRIÓN HUMANO ES UNA PERSONA

Asimismo, hoy un tema muy delicado es el respeto debido al embrión humano, que debería nacer siempre de un acto de amor y ser tratado ya como persona (cf. Evangelium vitae, 60). Los progresos de la ciencia y de la técnica en el ámbito de la bioética se transforman en amenazas cuando el hombre pierde el sentido de sus límites y, en la práctica, pretende sustituir a Dios Creador. La encíclica Humanae vitae reafirma con claridad que la procreación humana debe ser siempre fruto del acto conyugal, con su doble significado de unión y de procreación (cf. n. 12). Lo exige la grandeza del amor conyugal según el proyecto divino, como recordé en la encíclica Deus caritas

est: “El “eros”, degradado a puro “sexo”, se convierte en mercancía, en simple “objeto” que se puede comprar y vender; más aún, el hombre mismo se transforma en mercancía (...). En realidad, nos encontramos ante una degradación del cuerpo humano” (n. 5). Gracias a Dios, especialmente entre los jóvenes, muchos están redescubriendo el valor de la castidad, que se presenta cada vez más como una garantía segura del amor auténtico. El momento histórico que estamos viviendo exige que las familias cristianas testimonien con valiente coherencia que la procreación es fruto del amor. Ese testimonio estimulará a los políticos y legisladores a salvaguardar los derechos de la familia. Como es sabido, se están acreditando soluciones jurídicas para las así llamadas “uniones de hecho” que, a pesar de re-


chazar las obligaciones del matrimonio, pretenden gozar de derechos equivalentes. Además, a veces se quiere llegar incluso a una nueva definición del matrimonio para legalizar las uniones homosexuales, atribuyéndoles también el derecho a la adopción de hijos.

EL “INVIERNO DEMOGRÁFICO”

Amplias áreas del mundo están sufriendo el así llamado “invierno demográfico”, con el consiguiente envejecimiento progresivo de la población. En ocasiones, las familias se ven amenazadas por el miedo ante la vida, la paternidad y la maternidad. Es necesario volverles a dar confianza para que puedan seguir cumpliendo su noble misión de procrear en el amor. Doy las gracias a vuestro Consejo pontificio pues, a través de encuentros continentales y nacionales, trata de dialogar con quienes tienen responsabilidades

políticas y legislativas en este sentido, y se esfuerza por tejer una amplia red de coloquios con los obispos, ofreciendo a las Iglesias locales cursos abiertos a los responsables de la pastoral. Aprovecho, además, la ocasión para reiterar la invitación a todas las comunidades diocesanas a participar con sus delegaciones en el V Encuentro mundial de las familias, que se celebrará el próximo mes de julio en Valencia, España, en el que, si Dios quiere, tendré la alegría de participar personalmente. Gracias, una vez más, por el trabajo que realizáis. Que el Señor siga haciéndolo fecundo. Por esto os aseguro mi recuerdo en la oración. Invocando la maternal protección de María, os imparto a todos mi bendición, que extiendo a las familias, para que sigan construyendo su hogar a ejemplo de la Sagrada Familia de Nazaret.


Oración Oh, Dios, que en la Sagrada Familia nos dejaste un modelo perfecto de vida familiar vivida en la fe y la obediencia a tu voluntad. Ayúdanos a ser ejemplo de fe y amor a tus mandamientos. Socórrenos en nuestra misión de transmitir la fe a nuestros hijos. Abre su corazón para que crezca en ellos la semilla de la fe que recibieron en el bautismo. Fortalece la fe de nuestros jóvenes, para que crezcan en el conocimiento de Jesús. Aumenta el amor y la fidelidad en todos los matrimonios, especialmente aquellos que pasan por momentos de sufrimiento o dificultad. Te pedimos que este tiempo de preparación al Encuentro Mundial de las Familias sea un tiempo de intensa experiencia de fe y de crecimiento para nuestras familias. Derrama tu gracia y tu bendición sobre todas las familias del mundo, especialmente aquellas que se preparan para el próximo Encuentro Mundial de las Familias en Valencia. Bendice también a nuestro Papa Benedicto. Dale sabiduría y fortaleza, y concédenos el gozo de poderlo recibir en Valencia junto con las familias de todo el mundo. Unidos a José y María, Te lo pedimos por Jesucristo tu Hijo, nuestro Señor. Amén.

Santo Padre, te esperamos con fe y amor


PAPAS DE LA IGLESIA

SANTORAL DE LA SEMANA

Nació en Borgoña y fue elegido Papa el 24 de julio de 1059. Murió el 27 de julio de 1061. Convocó en Roma un sínodo en el que se prohibió la investidura de obispos sin autorización del Papa, y se decidió que la elección del Pontífice fuese reservada sólo a los Cardenales. Ésta fue la acción más importante de Nicolás II y ese decreto elevó al Colegio de los Cardenales romanos a verdadero senado de la Iglesia. Fue sepultado en la Catedral de Florencia.

Día 3.- Santo Tomás Apóstol. San José Nguyen Dinh, catequista mártir en Tonkín. Día 4.- Santa Isabel de Portugal, reina. Año 1336. San Valentín de Berriochoa, obispo y mártir en Tonkín. Año 1861. Día 5.- San Antonio María Sacaría, sacerdote fundador. Año 1539. Día 6.- Santa María Goretti, virgen y mártir. Año 1902. Isaías profeta. Día 7.- San Fermín, obispo y mártir. Año 303. Día 8.- Santos Aquila y Priscila, matrimonio colaborador de san Pablo. Día 9.- Domingo. Día del Señor. Mártires de Gorcum. Año 1572.

Nació en Milán, siendo elegido no en Roma, pero sí en Terracita el 1 de octubre de 1061, muriendo el 21 de abril de 1073. Su actividad fue más bien religiosa que política. Intervino en la reforma del Clero en Francia. No reconocido por la corte de Alemana, Enrique IV le contrapuso Honorio II como antipapa, provocando tumultos y guerras. Se dice los romanos vieron un día, por las calles de la ciudad, a cuatro grandes camellos, que el Papa Alejandro II había recibido como don del conde Rogelio, gobernador de Sicilia. Está sepultado en las grutas de san Pedro.

Oración Señor, fuente de la inocencia y amante de la castidad, que concediste a tu sierva María Goretti la gracia del martirio en plena adolescencia; concédenos a nosotros, por su intercesión, firmeza para cumplir tus mandamientos, ya que le diste a ella la corona del premio por su fortaleza en el martirio.

Santa María Goretti

Tú eres Pedro. Bienvenido a Valencia


Cuando se trabaja por recuperar

el patrimonio Desde hace diez años trabajamos por recuperar nuestro rico artístico patrimonio, unas veces con la ayuda de la Consellería de Cultura y de la Diputación, otras a base de loterías y donativos de los fieles. Una muestra de todo eso se ofrece en el reportaje fotográfico del libro Salió un sembrador a sembrar. En estos momentos, y gracias a que la Luz de las Imágenes se va a exponer en Xàtiva el año que viene, se han iniciado una importante serie de restauraciones que engrandecerá, sin lugar a dudas, nuestro patrimonio. La Luz de la Imágenes está regida por una Fundación formada por la Generalitat Valenciana y el Arzobispado de Valencia. Su finalidad es restaurar edificios religiosos y mostrar en ellos el patrimonio principalmente de la Iglesia, siguiendo un tema concreto.

Tabla de santa maría Magdalena

Retablo de la Dolorosa


Recordemos: Vandalismo “La mala educación” Si tanto nos están ayudando con motivo de la Luz de las Imágenes, no estaría nada mal que aquellas obras que no irán a la exposición y están para restaurar, fuéramos nosotros quienes nos hiciéramos cargo. En este caso tenemos las imágenes de la ermita de sant Josep que el vandalismo “la mala educación” nos ha profanado y destruido. Consellería de Cultura – Patrimonio ya nos ha indicado quién podría realizar bien este trabajo. Pero lo tenemos que pagar nosotros. ¿Nos animamos? Tenemos ya 50 euros.

En Valencia abrimos nuestro corazón para recibir al Papa


hp 212