Issuu on Google+

La Seu

PARROQUIA DE SANTA MARÍA • XÀTIVA Hoja Parroquial • N.º 181 Domingo 27 de noviembre de 2005 Primero de Adviento

Vigilad, no sabéis cuándo vendrá el Señor

Frases del Evangelio

EVANGELIO DE SAN MARCOS 13, 33-37 En aquel tiempo Jesús dijo a sus discípulos: Mirad, vigilad: pues no sabéis cuándo es el momento. Es igual que un hombre que se fue de viaje, y dejó su casa y dio a cada uno de sus criados su tarea, encargando al portero que velara. Velad entonces, pues no sabéis cuándo vendrá el dueño de la casa, si al atardecer, o a medianoche, o al canto del gallo, o al amanecer: no sea que venga inesperadamente y os encuentre dormidos. Lo que os digo a vosotros, lo digo a todos: ¡Velad!


El Abad Hoy iniciamos el Adviento. Huele ya a Navidad. La Iglesia quiere que nos preparemos al gran acontecimiento de nuestra salvación: el Nacimiento de Jesús, único Salvador del mundo ayer, hoy y siempre. El Adviento son cuatro semanas de preparación seria y firme. Lo enseñamos a los niños de la catequesis y a nuestros jóvenes; todos lo debemos saber y aprender. Durante este tiempo llamado fuerte en lenguaje litúrgico, la Palabra de Dios nos irá modelando como el alfarero trabaja la arcilla o como el herrero calienta el hierro para luego trabajarlo. Estos días pasados me decía un joven que, para él, Adviento significa tiempo de purificación y toda purificación lleva consigo sufrimiento –decía– arrancar vicios, malas inclinaciones, limpiar el corazón, todo eso me exige lucha, valentía, ganas. Por eso me gusta el Adviento. El Adviento es un grito a nuestras conciencias. No taponemos nuestros oídos. Los profetas, durante estas semanas, nos recordarán el camino por donde debemos ir. Hay cosas, actitudes, hábitos que deben cambiar a mejor. Purificarse significa mejorar, adaptarnos al Evangelio. Ésta es la mejor guía y preparación a la Navidad. Miren, todos necesitamos acercarnos más a Cristo: los obispos, los sacerdotes, los seglares comprometidos. Todos necesitamos purificación ¡Todos!, nadie se escapa, pues todos somos pecadores y todos fallamos, por desgracia, muchas veces. Es la hora del cambio y comenzar una nueva forma de vivir y de concebir la vida con el corazón limpio, con el alma esponjada, con ilusión abierta y fresca. Adviento de 2005 ha de ser singular para todos los católicos. Seamos sinceros para con Dios. Demos el paso hacia la conversión, hacia el cambio de actitudes, de manías. ¡Qué no nos asuste la conversión! Y veremos con alegría cómo brota la carne sana y entonces contemplemos el nuevo amanecer: Jesús, el de Belén. Tiempo de purificación. Lo que celebraremos la Noche Buena de este año 2005 se lo merece. ¡Ánimo!

El Senyor, bondadós i recte, ensenya el bon camí als pecadors. Encamina els humils amb la seus justícia els ensenya el seu camí. Salm 24


Para saborear durante la semana Anunciamos la venida de Cristo, pero no una sola, sino rambién una segunda, mucho más magnífica que la anterior. La primera llevaba consigo un significado de sufrimiento; esta otra, en cambio, llevará la diadema del Reino divino. Pues casi todas las cosas son dobles en nuestro Señor Jesucristo. Doble es su nacimiento. Uno, de Dios desde toda la eternidad; otro, de la Virgen, en la plenitud de los tiempos. Es doble también su descenso: el primero, silencioso, como la lluvia sobre el vellón; el otro, manifiesto todavía futuro. SAN CIRILO, PATRIARCA DE JERUSALÉN Ha llegado, amadísimos hermanos, aquel tiempo tan importante y solemne, que como dice el Espíritu Santo, es tiempo favorable, día de la salvación, de la paz y de la reconciliación; el tiempo que tan ardientemente desearon los patriarcas y profetas y que fue objeto de tantos suspiros y anhelos; el tiempo que Simeón vio lleno de alegría, que la Iglesia celebra solemnemente y que también nosotros debemos vivir en todo momento con fervor, alabando y dando gracias al Padre Eterno. SAN CARLOS BORROMEO, OBISPO. Jesucristo enriquece a los demás, haciéndose pobre él mismo, ya que acepta la pobreza de mi condición humana para que yo pueda conseguir las riquezas de su divinidad. Él, que posee en todo la plenitud se anonada a sí mismo ya que, por un tiempo, se priva de su gloria, para que yo pueda ser partícipe de su plenitud. SAN GREGORIO NACIANCENO, OBISPO

Compendio del Catecismo de la Iglesia Católica PREGUNTA 2: ¿POR QUÉ LATE EN EL HOMBRE EL DESEO DE DIOS? Dios mismo, al crear al hombre a su propia imagen, inscribió en el corazón de éste el deseo de verlo. Aunque el hombre a menudo ignore tal deseo, Dios no cesa de atraerlo hacia sí, para que viva y encuentre en Él aquella plenitud de verdad y felicidad a la que aspira sin descanso. En consecuencia, el hombre, por naturaleza y vocación, es un ser esencialmente religioso, capaz de entrar en comunión con Dios. Esta íntima y vital relación con Dios otorga al hombre su dignidad fundamental.


Carta Apostólica sobre el Domingo, día del Señor (37) EL DOMINGO EN EL AÑO LITÚRGICO

76. Si el día del Señor, con su ritmo semanal, está enraizado en la tradición más antigua de la Iglesia y es de vital importancia para el cristiano, no ha tardado en implantarse otro ritmo: el ciclo anual. En efecto, es propio de la psicología humana celebrar los aniversarios, asociando al paso de las fechas y de las estaciones el recuerdo de los acontecimientos pasados. Cuando se trata de acontecimientos decisivos para la vida de un pueblo, es normal que su celebración suscite un clima de fiesta que rompe la monotonía de los días. Pues bien, los principales acontecimientos de salvación en que se fundamenta la vida de la Iglesia estuvieron, por designio de Dios, vinculados estrechamente a la Pascua y a Pentecostés, fiestas anuales de los judíos, y prefigurados proféticamente en dichas fiestas. Desde el siglo II, la celebración por parte de los cristianos de la Pascua anual, junto con la de la Pascua semanal, ha permitido dar mayor espacio a la meditación del misterio de Cristo muerto y resucitado. Precedida por un ayuno que la prepara, celebrada en el curso de una larga vigilia, prolongada en los cincuenta días que llevan a Pentecostés, la fiesta de Pascua, «solemnidad de las solemnidades», se ha convertido en el día por excelencia de la iniciación de los catecúmenos. En efecto, si por medio del bautismo ellos mueren al pecado

y resucitan a la vida nueva es porque Jesús «fue entregado por nuestros pecados, y fue resucitado para nuestra justificación» (Rm 4,25; cf. 6,3-11). Vinculada íntimamente con el misterio pascual, adquiere un relieve especial la solemnidad de Pentecostés, en la que se celebran la venida del Espíritu Santo sobre los Apóstoles, reunidos con María, y el comienzo de la misión hacia todos los pueblos. (120) 77. Esta lógica conmemorativa ha guiado la estructuración de todo el año litúrgico. Como recuerda el Concilio Vaticano II, la Iglesia ha querido distribuir en el curso del año «todo el misterio de Cristo, desde la Encarnación y el Nacimiento hasta la Ascensión, el día de Pentecostés y la expectativa de la feliz esperanza y venida del Señor. Al conmemorar así los misterios de la redención, abre la riqueza de las virtudes y de los méritos de su Señor, de modo que se los hace presentes en cierto modo, durante todo tiempo, a los fieles para que los alcancen y se llenen de la gracia de la salvación». (121) Celebración solemnísima, después de Pascua y de Pentecostés, es sin duda la Navidad del Señor, en la cual los cristianos meditan el misterio de la Encarnación y contemplan al Verbo de Dios que se digna asumir nuestra humanidad para hacernos partícipes de su divinidad.

Apadrinar a un Niño

Puestos en contacto con un misionero valenciano que trabaja en África, queremos a través de él tener la posibilidad de apadrinar Niños como regalo de Navidad. ¿Qué hay que hacer? Los niños que se bautizan suelen ser adolescentes, se le pone el nombre que el padrino desea y le costea el colegio de un año con tan sólo 50 euros. Los bautizos son mensuales. La Misión es: Hwange (Zimbabwe) y el misionero se llama: Padre Alejandro Alapont Hernandis.


24

Papeles de historia

Desde la Colegiata de santa María de Xàtiva Aproximación a una historia

ARTURO CLIMENT BONAFÉ ABAD DE XÀTIVA

LA CUSTODIA MAYOR ALEJANDRO VI ( Y C)

O DEL

PAPA

Vista ya la trayectoria histórica de la Custodia, pasamos ahora a la descripción de la hermosa pieza. En el libro museos de Xàtiva de Mariano González, hace una breve descripción técnica de la Custodia y entre otras cosas dice: “La Custodia de la Seo de Xàtiva es el ejemplo más notable de las llamadas de retablo o ciprés, como las de Vila Real, Borriana, san Agustín de Valencia y la desaparecida de Ontinyent. La peana actual es de lóbulos y puntas, con podio de motivos geométricos calados. En la parte superior del pie hay rombos aplicados en los que alternan pámpanos de vid y espigas. El ástil es de

tipo arquitectónico con un nudo hexagonal de ventanales tríforos con tracería, gabletes, pináculos y cardinas. Remata en árbol hexagonal de dos tambores, en cuya imposta apoya la galería de planta mixtilínea, aproximadamente romboidal, con un pinjante a cada extremo de la cara inferior, antepechos calados y gárgolas de planta fundida en forma de dragones. De la parte frontal y de la posterior nacen un par de columnas de seis cuerpos con pináculos, cresterías y doseletes. Estos cuatro elementos portantes sujetan el gran dosel, de idéntica planta que la galería, adornado con cresterías caladas y gárgolas como las anteriores, que se repiten en el resto de los elementos arquitectónicos.


El techo del dosel adopta la forma de bóveda nervada en estrella de seis puntas con nueve florones. Sobre la bóveda se elevan una torre central y dos laterales de menor tamaño, de tres cuerpos cada una, con tracerías y ventanales, rematados por chapiteles con florones en la cúspide y una cruz sobre el de aguja mayor. En la cara anterior del araceli hay un primer círculo de cabezas de querubines, cuatro ángeles de medio cuerpo con los improperios en los extremos de los diámetros vertical y horizontal, y de nuevo dos círculos concéntricos de querubines, el último ya alternando

con flores, a modo de crestería. La cara posterior difiere ligeramente. Al pie de la custodia y totalmente exentos de ella hay cuatro profetas de figura corpórea, de plata sobredorada”. Lo digo muchas veces y con inmensa alegría, nuestra Custodia es fruto del amor, por eso la defino como “teología de amor del pueblo de Xàtiva”.

EL CULTO A LA EUCARISTÍA

¿Cuándo comienzan las procesiones con el Santísimo y la fiesta del Corpus? La fiesta se introduce en el siglo


Papeles de historia 24 XIII y tuvo decisiva participación en ello la religiosa Beata Juliana de Rétine, que tuvo una revelación privada según la cual el Señor deseaba la introducción de esta fiesta. La comisión encargada por el obispo de Lieja aprobó esta visión y en 1245 se ordena su celebración en la diócesis. El Papa Urbano IV, con la bula Transiturus del 11 de agosto de 1264, ordena la fiesta universal del Santísimo Cuerpo y Sangre de Nuestro Señor Jesucristo. Clemente V confirmó la fiesta; ahí comenzó su rápida propagación y un inmenso e imparable movimiento de piedad popular en todo Occidente. Aquí juega un papel importante santo Tomás de Aquino y san Buenaventura; de ellos son los himnos tan famosos como populares del Tantum Ergo, Adoro Te devote, O Sacrum Convivium, Sacris Solemnes. Todos ellos dedicados a la Santísima Eucaristía y que todavía se cantan en la Iglesia universal. La procesión del Corpus tiene sus antecedentes en el siglo XI. En el norte de Europa se llevaba la Eucaristía en la procesión del Domingo de Ramos, también en los traslados del Jueves y Viernes Santos. Primero se llevaba la Eucaristía dentro de cálices, de forma velada, pero los fieles querían ver la Forma consagrada y así adorarla, por eso se determinó colocarla en ostentorios o custodias; y así se determinó en el siglo XIII y ha llegado hasta nosotros. De entonces data la costumbre de elevar la Forma y el Cáliz después de la consagración en la Misa para que los fieles adoren, también el mismo sacerdote al arrodillarse después de cada elevación. En Xàtiva se funda la Adoración

Nocturna en 1883. Los distintos aniversarios se han celebrado con cierta solemnidad. Los 75 años fue una explosión de fervor. Fiesta y devoción al Santísimo Sacramento hasta contó con la presencia del Nuncio de Su Santidad y gran número de arzobispos y obispos.


Papeles de historia 24 Fueron aquellos años gloriosos. Luego se celebró el centenario con la presencia del arzobispo don Miguel Roca, de feliz memoria. Hoy a la Adoración Nocturna apenas si asisten unas pocas personas mayores. El peligro que ha existido siempre en la celebración de aniversarios es el de quedarse con la fiesta jubilar y luego volver a la monotonía de siempre sin haber profundizado en el significado auténtico de lo que se conmemora y se celebra. En la Adoración Nocturna ha pasado precisamente eso. Hace falta una seria reforma en la Adoración Nocturna si queremos que persista, de lo contrario morirá, poco a poco, pero desaparecerá. Adorar al Santísimo es muy importante, la oración eucarística es imprescindible en la vida del cristiano. De hecho en la Colegiata todos los días tenemos exposición mayor del Santísimo a la que asisten un grupo de fieles. Inculcamos y enseñamos a los niños y jóvenes a rezar ante el Sagrario; queremos que se familiaricen en ese tipo de oración. Y desde las homilías y distintas publicaciones, motivamos a los fieles a entrar en la capilla y rezar ante el Señor Sacramentado. Hemos celebrado el Año de la Eucaristía y nos hemos preocupado

de presentar la teología del admirable Sacramento y con las distintas celebraciones eucarísticas fomentar el culto al Sacramento. Las catequesis de adultos y varias publicaciones han ayudado a este fin. Ahora nos toca poner en práctica lo aprendido vivir desde la fe el amor a Cristo presente en la Eucaristía. Y sobre todo valorar, asistir, participar y vivir la Misa dominical. ¡Ningún domingo sin Misa! Esa ha de ser la conclusión del Año de la Eucaristía recién celebrado.


Ricardo Plá Espí, sacerdote mártir 1936 Arturo Climent Bonafé

UNA VIDA EJEMPLAR (24) Es en el sermón a la Virgen del Rosario pronunciado en Toledo el 5 de octubre de 1934, donde con claridad y sin temor alguno, don Ricardo, aborda el problema que está pudriendo España, sembrando la discordia, descristianizando la sociedad y con la maestría que le caracteriza, analiza la situación y ofrece soluciones que tienen fuerza para depurar el mal ya existente en España y que la va a llevar a la ruina y a la Iglesia a sufrir una de las persecuciones más crueles de su historia. He aquí algunos de sus párrafos. “La actual sociedad atraviesa una crisis religiosa y moral que no tuvo semejante en los siglos anteriores, no hay nadie con sana razón que lo ponga en tela de juicio, ni discuta en lo más mínimo. Bien es cierto que no vivimos los horrores del cisma, ni los sobresaltos de la herejía frente a frente. La unidad de la Iglesia resplandece en admirable concordia y cesaron los tiempos agitados de las discusiones teológicas. Más no es menos cierto que hoy día la incredulidad y el ateismo, más que despojar alguna que otra rama del árbol frondoso de la fe y de la cristiana piedad amenaza con arrancar las mismas raíces, fija su intento en desterrar por completo a Dios de la humanidad y relegar al capítulo de viejas utopías la idea de lo sobrenatural.

Ese es su fin codiciado y para llegar al mismo usa toda clase de armas y pone en juego toda suerte de medios: la palabra, prensa, tribuna, cátedra, taller, teatro, cine, modas, publicaciones y todos y cuantos progresos de la ciencia y las artes, no pocas veces inofensivas algunas de ellas, al parecer tal que vienen a ser admitidas sin escrúpulos por almas que se tienen por buenas y de sanas costumbres. Y es que el ateísmo se ha ido infiltrando de tal suerte en el ambiente de la sociedad en que vivimos que nosotros mismos lo estamos respirando, apenas sin darnos cuenta, con tan fuertes efectos que a consecuencia de la intoxicación, provocada por ese foco pestilente que ataca al Cristianismo en sus mismas entrañas, como si dijéramos, incluso nosotros los creyentes, que acudimos todos los días al templo a orar y a recibir los Sacramentos, los que besamos con transporte de fervorosa piedad las llagas del Crucificado, sentimos más de una vez sacudidas y fatales y peligrosas en nuestras creencias. Por eso no es extraño encontrarse con muchos espíritus que se han formado una religión toda especial, hecha para su propia medida y conveniencia del todo individual y personalísima. Frente a la incredulidad que profana y prostituye la fe en Dios con blasfemias vulgares o científicas, proclamamos que debe ser santificado y honrado su santo nombre. Frente a los secuaces más enardecidos del ateísmo, que han gritado más de una vez con voz convulsa, de faz al cielo: ‘No queremos que Dios reine sobre nosotros y pedimos que se aleje y se arroje de la sociedad, pues ésta es la única dueña de sus destinos y el hombre no necesita de ninguna divina referencia, pues que se basta a sí mismo’. Nosotros reconocemos de una manera clara y terminante los derechos de Dios anteriores y superiores a los del hombre, que debe estar sometido a los mandatos y quereres divinos en la tierra, a la manera que los ángeles en el cielo.” ¡Qué gran verdad en las palabras de don Ricardo! Son aplicables, incluso hoy día para la sociedad española que respira un ambiente antirreligioso, un trasnochado anticlericalismo –nada europeo– estas son pronunciadas en octubre de 1934, aplicables perfectamente a la España de hoy en 2005.

Ya tenemos el libro EVANGELIO 2006 en los dos tamaños: el pequeño y el de letra más grande. Los pueden adquirir cuando deseen.


San Andrés, Apóstol • Fiesta: 30 de Noviembre UNO DE LOS DOCE APÓSTOLES, HERMANO DE SIMÓN PEDRO. MURIÓ MÁRTIR EN UNA CRUZ EN FORMA DE X SAN ANDRES nació en Betsaida, población de Galilea situada a orillas del lago de Genesaret. Era hijo del pescador Jonás y hermano de Pedro. La familia tenía una casa en Cafarnaún y en ella se alojaba Jesús cuando predicaba en esa ciudad. Discípulo de Juan Bautista Cuando san Juan Bautista empezó a predicar la penitencia, Andrés se hizo discípulo suyo. Precisamente estaba con su maestro, cuando Juan Bautista, después de haber bautizado a Jesús, le vio pasar y exclamó: “¡He ahí al cordero de Dios!” Andrés recibió luz del cielo para comprender esas palabras misteriosas. Inmediatamente, él y otro discípulo del Bautista siguieron a Jesús, el cual los percibió con los ojos del Espíritu antes de verlos con los del cuerpo. Volviéndose, pues, hacia ellos, les dijo: “¿Qué buscáis?” Ellos respondieron: “Maestro, ¿dónde vives?” y Jesús les pidió que le acompañasen a su morada. APÓSTOL DE JESÚS Andrés y sus compañeros pasaron con Jesús las dos horas que quedaban del día. Andrés comprendió claramente que Jesús era el Mesías y, desde aquel instante, resolvió seguirle. Así pues, fue el primer discípulo de Jesús. Por ello los griegos le llaman “Proclete” (el primer llamado). Andrés llevó más tarde a su hermano a conocer a Jesús, quien le tomó al punto por discípulo, le dio el nombre de Pedro. Desde entonces, Andrés y Pedro fueron discípulos de Jesús. Al principio no le seguían constantemente, como habían de hacerlo más tarde, pero iban a escucharle siempre que podían y luego regresaban al lado de su familia a ocuparse de sus negocios. Cuando el Salvador volvió a Galilea, encontró a Pedro y Andrés pescando en el lago y los llamó definitivamente al ministerio apostólico, anunciándoles que haría de ellos pescadores de hombres.

Abandonaron inmediatamente sus redes para seguirle y ya no volvieron a separarse de Él. Al año siguiente, nuestro Señor eligió a los doce Apóstoles; el nombre de Andrés figura entre los cuatro primeros en las listas del Evangelio. También se le menciona a propósito de la multiplicación de los panes (Juan, 6, 8-9) y de los gentiles que querían ver a Jesús (Juan, 12, 20-22) DESPUÉS DE PENTECOSTÉS Aparte de unas cuantas palabras de Eusebio, quien dice que san Andrés predicó en Scitia, y de que ciertas “actas” apócrifas que llevan el nombre del apóstol, todo lo que sabemos sobre el santo procede de escritos apócrifos. Sin embargo, hay una curiosa mención de san Andrés en el documento conocido con el nombre de “Fragmento de Muratori”, que data de principios del siglo III. Teodoreto cuenta que Andrés estuvo en Grecia; San Gregorio Nazianceno especifica que estuvo en Epiro, y San Jerónimo añade que estuvo también en Acaya. San Filastrio dice que del Ponto pasó a Grecia, y que en su época (siglo IV) los habitantes de Sínope afirmaban que poseían un retrato auténtico del santo y que conservaban el ambón desde el cual había predicado en dicha ciudad. MARTIRIO La “pasión” apócrifa dice que fue crucificado en Patras de Acaya. Como no fue clavado a la cruz, sino simplemente atado, pudo predicar al pueblo durante dos días antes de morir. En tiempos del emperador Constancio II (+361), las reliquias de san Andrés fueron trasladadas de Patras a la iglesia de los Apóstoles, en Constantinopla. Los cruzados tomaron Constantinopla en 1204, y, poco después las reliquias fueron robadas y trasladadas a la catedral de Amalfi, en Italia.


PAPAS DE LA IGLESIA

SANTORAL DE LA SEMANA

Nació en Roma y fue elegido Papa el 13 de diciembre del 872. Se enfrentó, solo, con los habitantes de Roma a los Sarracenos, derrotándolos en Terracita. Después de la coronación, Carlos el Gordo no mantuvo la ayuda prometida y el Papa fue derrotado por los Árabes y tuvo que pagar un fuerte tributo. Estableció que fuese “sacrílego” quien robase cualquier cosa de los lugares sagrados. Boronio y otros, escriben que fue el primero en publicar los derechos y las “preminencias” de los Cardenales. Defensor acérrimo de la indisolubilidad del matrimonio. Murió 10 años y 2 días después de su elección. Está sepultado en las Grutas Vaticanas.

Día 28.- Santa Catalina Lasbouré, virgen, Hija de la caridad. A quien se le apareció la Virgen Milagrosa, cuya fiesta se celebró el pasado 27. San Honesto. San Valeriano. Día 29.- San Saturnino. Obispo y mártir. Año 257. Santa iluminada. Día 30.- San Andrés Apóstol. Día 1 de diciembre.- Beato Carlos de Foucauld. Beatificado el pasado domingo 13 de noviembre. Día 2.- San Roberto de Matallana. Abad cisterciense. Año 1185. San Ponciano, mártir. Año 259. Día 3.- San Francisco Javier. Sacerdote jesuita, patrono de las misiones. Año 1552. Día 4.- Domingo. Día del Señor. San Juan Damasceno. Año 750. Santa Bárbara, virgen y mártir. Siglo IV.

Este Papa nació en Gallese (Roma) y elegido el 16 de diciembre del año 882. La elección como Papa fue hecha sin consultar al emperador Carlos el Gordo. Luego se encontraron los dos y el emperador lo reconoció como Papa. Ambos decidieron perdonar a cuantos habían conspirado contra el Papa anterior Juan VIII. Ejerció fuertes presiones sobre Basilio, emperador de Oriente, contra los distintos cismáticos. Fueron buenas las relaciones con el patriarca Focio de Oriente y con Alfredo el Grande rey de Inglaterra. Murió bajo la sospecha de envenenamiento, después de haber intentado sanear las discordias italianas.

Beato Carlos de Foucauld


Restauración de la campana “San José” La campana ya está desmontada y se encuentra sobre la plataforma del cuerpo de las campanas en el campanario. Queremos empezar su restauración lo más pronto posible. La empresa encargada del trabajo es “2001 Técnica y Artesanía, S.L.”, la misma empresa que se encargó de la campana “María” y que se encarga del mantenimiento anual de todas las campanas. Como ya saben el presupuesto de la restauración de la campana es de 10.800 euros. Hasta ahora tenemos 7.789 euros. Una familia ha entregado esta semana pasada el donativo de 200 euros. Tenemos, pues, ahora: 7.989 euros. Y lo que cuesta mantener las campanas: el 30 de septiembre vinieron los mecánicos a cambiar las correas de la campana nº 2 y cambiar el puente rectificador del martillo de la campana nº 2, ajustar el retroceso del martillo de la nº 1 y de la nº 4, retirar el badajo de la nº 4 para reparar. Material y reparaciones sube 581,16 euros. No está todo en tener el campanario más alto de la Comunidad Valenciana, mide 69 metros de altura y tener buenas campanas; está en mantenerlo todo en su punto. Y eso cuesta dinero. ¡Y tanto! Y todo sale de las colectas y aportaciones de los fieles. También el reloj de la torre. Es público, pero las reparaciones y el mantenimiento lo paga la Colegiata.

Muy importante El martes, 29, a las 8 de la tarde en el salón de actos de El Palau, conferencia a cargo de don Miguel Navarro, sacerdote y profesor de la Facultad de Teología de Valencia, gran conocedor y estudioso del Papa Calixto III, sobre el tema: “Pontificado de Calixto III”. Dentro del programa del 550 Aniversario de la elección de Alfonso de Borja como Papa.


hp 181__