Issuu on Google+

01. STAFF Suplemento 4-2013_STAFF 24/06/13 10:32 Página III

Vol. 28. Suplemento 4. Julio 2013 ISSN (Versión papel): 0212-1611 ISSN (Versión electrónica): 1699-5198

IMPACT FACTOR 2012: 1,305 (JCR)

www.nutriciónhospitalaria.com ÓRGANO OFICIAL DE LA SOCIEDAD ESPAÑOLA DE NUTRICIÓN PARENTERAL Y ENTERAL ÓRGANO OFICIAL DEL CENTRO INTERNACIONAL VIRTUAL DE INVESTIGACIÓN EN NUTRICIÓN ÓRGANO OFICIAL DE LA SOCIEDAD ESPANOLA DE NUTRICION ÓRGANO OFICIAL DE LA FEDERACIÓN LATINO AMERICANA DE NUTRICIÓN PARENTERAL Y ENTERAL ÓRGANO OFICIAL DE LA FEDERACIÓN ESPAÑOLA DE SOCIEDADES DE NUTRICIÓN, ALIMENTACIÓN Y DIETÉTICA Suplemento 4. Vol. 28. Julio 2013 Edición y Administración AULA MÉDICA EDICIONES (Grupo Aula Médica, S.L.) OFICINA Paseo del Pintor Rosales, 26 28008 Madrid Tel.: 913 576 609 - Fax: 913 576 521 www.libreriasaulamedica.com Dep. Legal: Soporte válido: ISSN (Versión papel): ISSN (Versión electrónica):

M-34.850-1982 19/05-R-CM 0212-1611 1699-5198

Suscripción y pedidos AULA MÉDICA EDICIONES (Grupo Aula Médica, S.L.) Tarifas de suscripción: Profesional .................................... 201,87 € + IVA Institución ...................................... 207 € + IVA •   Por teléfono: 913 576 609 •   Por fax: 913 576 521 •   Por e-mail: consuelo@grupoaulamedica.com

www.grupoaulamedica.com • www.libreriasaulamedica.com © AULA MÉDICA EDICIONES (Grupo Aula Médica, S.L.) 2013 Reservados todos los derechos de edición. Se prohíbe la reproducción o transmisión, total o parcial de los artículos contenidos en este número, ya sea por medio automático, de fotocopia o sistema de grabación, sin la autorización expresa de los editores.


VISITANOS EN INTERNET (NUEVA):VISITANOS EN INTERNET (NUEVA) 14/09/12 10:23 Página 1

Visítanos en internet

NUTRICION HOSPITALARIA www.nutricionhospitalaria.com Director: J. M. Culebras Fernández. Redactor Jefe: A. García de Lorenzo. Esta publicación recoge revisiones y trabajos originales, experimentales o clínicos, relacionados con el vasto campo de la nutrición. Su número extraordinario, dedicado a la reunión o Congreso Nacional de la Sociedad Española de Nutrición Parenteral y Enteral, presenta en sus páginas los avances más importantes en este campo.

Vol. 24. N.º 1. Enero-Febrero 2009

Nutrición Hospitalaria ÓRGANO OFICIAL DE LA SOCIEDAD ESPAÑOLA DE NUTRICIÓN PARENTERAL Y ENTERAL ÓRGANO OFICIAL DE LA SOCIEDAD ESPAÑOLA DE NUTRICIÓN ÓRGANO OFICIAL DE LA FEDERACIÓN LATINO AMERICANA DE NUTRICIÓN PARENTERAL Y ENTERAL ÓRGANO OFICIAL DE LA FEDERACIÓN ESPAÑOLA DE SOCIEDADES DE NUTRICIÓN, ALIMENTACIÓN Y DIETÉTICA

REVISIÓN. REVIEW • Estabilidad de vitaminas en nutrición parenteral Vitamins stability in parenteral nutrition • Suplementación oral nutricional en pacientes hematológicos Oral nutritional supplementation in hematologic patients ORIGINALES. ORIGINALS • Factores de riesgo para el sobrepeso y la obesidad en adolescentes de una universidad de Brasil: un estudio de casos-control Risk factors for overweight and obesity in adolescents of a Brazilian university: a case-control study • Indicadores de calidad en cirugía bariátrica. Valoración de la pérdida de peso Quality indicators in bariatric surgery. Weight loss valoration • Euglucemia y normolipidemia despúes de derivación gástrica anti-obesidad Euglycemia and normolipidemia after anti-obesity gastric bypass

NUTRICIÓN HOSPITALARIA Órgano Oficial de la Sociedad Española de Nutrición Parenteral y Enteral

• Efecto del balón intragástrico como método alternativo en la pérdida de peso en pacientes obesos. Valencia-Venezuela Effect of the intragastric balloon as alternative method in the loss of weight in obese patients. Valencia-Venezuela • Estado nutricional y características de la dieta de un grupo de adolescentes de la localidad rural de Calama, Bolivia Nutritional status and diet characteristics of a group of adolescents from the rural locality Calama, Bolivia • Comparación del diagnóstico nutritivo, obtenido por diferentes métodos e indicadores, en pacientes con cáncer Comparison of the nutritional diagnosis, obtained through different methods and indicators, in patients with cancer • Fiabilidad de los instrumentos de valoración nutritiva para predecir una mala evolución clínica en hospitalizados Accuracy of nutritional assessment tools for predicting adverse hospital outcomes • Valoración de la circunferencia de la pantorrilla como indicador de riesgo de desnutrición en personas mayores Assessment of calf circumference as an indicator of the risk for hyponutrition in the elderly

ISSN

0212-1611

01801

• Impacto de la introducción de un programa de nutrición parenteral por la unidad de nutrición clínica en pacientes quirúrgicos Impact of the implementation of a parenteral nutrition program by the clinical nutrition unit in surgical patients • Complicaciones inmediatas de la gastrostomía percutánea de alimentación: 10 años de experiencia Inmediate complications or feeding percutaneous gastrostomy: a 10-year experience 9 770212 161004

Esta publicación se encuentra incluida en EMBASE (Excerpta Medica), MEDLINE, (Index Medicus), Chemical Abstracts, Cinahl, Cochrane plus, Ebsco, Índice Médico Español, preIBECS, IBECS, MEDES, SENIOR, ScIELO, Science Citation Index Expanded (SciSearch), Cancerlit, Toxline, Aidsline y Health Planning Administration

• Evaluación del índice de adecuación de la dieta mediterránea de un colectivo de ciclistas jóvenes Assessment of the mediterranean diet adequacy index of a collective of young cyclists • Efecto de una dieta con productos modificados de textura en pacientes ancianos ambulatorios Effect o a diet with products in texture modified diets in elderly ambulatory patients

ÍNDICE COMPLETO EN EL INTERIOR Nutr Hosp. 2009;(1)24:1-110 • ISSN: 0212-1611 • CODEN NUHOEQ • S.V.R. 318

Incluida en EMBASE (Excerpta Medica), MEDLINE (Index Medicus), Chemical Abstracts, Cinahl, Cochrane plus, Ebsco, Indice Médico Español, preIBECS, IBECS, MEDES, SENIOR, ScIELO, Science Citation Index Expanded (SciSearch), Cancerlit, Toxline, Aidsline y Health Planning Administration

www.grupoaulamedica.com/web/nutricion.cfm

Entra en www.grupoaulamedica.com/web/nutricion.cfm y podrás acceder a:

Órgano Oficial del Centro Internacional Virtual de Investigación en Nutrición

• Número actual

Órgano Oficial de la Sociedad Española de Nutrición

• Números anteriores

Órgano Oficial de la Federación Latino Americana de Nutrición Parenteral y Enteral Órgano Oficial de la Federación Española de Sociedades de Nutrición, Alimentación y Dietética

• Enlace con la Web Oficial de la Sociedad Española de Nutrición Parenteral y Enteral

www.senpe.com www.grupoaulamedica.com


02. NORMAS NUEVAS OK_Maquetación 1 20/06/13 14:16 Página IV

NORMAS DE PUBLICACIÓN PARA LOS AUTORES DE NUTRICIÓN HOSPITALARIA NUTRICIÓN HOSPITALARIA, es la publicación científica oficial de la Sociedad Española de Nutrición Parenteral y Enteral (SENPE), de la Sociedad Española de Nutrición (SEN), de la Federación Latino Americana de Nutrición Parenteral y Enteral (FELANPE) y de la Federación Española de Sociedades de Nutrición, Alimentación y Dietética (FESNAD). Publica trabajos en castellano e inglés sobre temas relacionados con el vasto campo de la nutrición. El envío de un manuscrito a la revista implica que es original y no ha sido publicado, ni está siendo evaluado para publicación, en otra revista y deben haberse elaborado siguiendo los Requisitos de Uniformidad del Comité Internacional de Directores de Revistas Médicas en su última versión (versión oficial disponible en inglés en http://www.icme.org; correspondiente traducción al castellano en: http://www.metodo.uab.es/enlaces/Requisitos_de_Uniformidad_2006.pdf). IMPORTANTE: A la aceptación y aprobación definitiva de cada artículo deberán abonarse 150 euros, más impuestos, en concepto de contribución parcial al coste del proceso editorial de la revista. El autor recibirá un comunicado mediante correo electrónico, desde la empresa editorial, indicándole el procedimiento a seguir. 1. REMISIÓN Y PRESENTACIÓN DE MANUSCRITOS Los trabajos se remitirán por vía electrónica a través del portal www.nutricionhospitalaria.com. En este portal el autor encontrará directrices y facilidades para la elaboración de su manuscrito. Cada parte del manuscrito empezará una página, respetando siempre el siguiente orden: 1.1 Carta de presentación Deberá indicar el Tipo de Artículo que se remite a consideración y contendrá: – Una breve explicación de cuál es su aportación así como su relevancia dentro del campo de la nutrición. – Declaración de que es un texto original y no se encuentra en proceso de evaluación por otra revista, que no se trata de publicación redundante, así como declaración de cualquier tipo de conflicto de intereses o la existencia de cualquier tipo de relación económica. – Conformidad de los criterios de autoría de todos los firmantes y su filiación profesional. – Cesión a la revista NUTRICIÓN HOSPITALARIA de los derechos exclusivos para editar, publicar, reproducir, distribuir copias, preparar trabajos derivados en papel, electrónicos o multimedia e incluir el artículo en índices nacionales e internacionales o bases de datos. – Nombre completo, dirección postal y electrónica, teléfono e institución del autor principal o responsable de la correspondencia. – Cuando se presenten estudios realizados en seres humanos, debe enunciarse el cumplimiento de las normas éticas del Comité de Investigación o de Ensayos Clínicos correspondiente y de la Declaración de Helsinki vigente, disponible en: http://www.wma.net/s/ index.htm. 1.2 Página de título Se indicarán, en el orden que aquí se cita, los siguientes datos: título del artículo (en castellano y en inglés); se evitarán símbolos y acrónimos que no sean de uso común. Nombre completo y apellido de todos los autores, separados entre sí por una coma. Se aconseja que figure un máximo de ocho autores, figurando el resto en un anexo al final del texto. Mediante números arábigos, en superíndice, se relacionará a cada autor, si procede, con el nombre de la institución a la que pertenecen. Podrá volverse a enunciar los datos del autor responsable de la correspondencia que ya se deben haber incluido en la carta de presentación. En la parte inferior se especificará el número total de palabras del cuerpo del artículo (excluyendo la carta de presentación, el resumen, agradecimientos, referencias bibliográficas, tablas y figuras). 1.3 Resumen Será estructurado en el caso de originales, originales breves y revisiones, cumplimentando los apartados de Introducción, Objetivos, Métodos, Resultados y Discusión (Conclusiones, en su caso). Deberá ser comprensible por sí mismo y no contendrá citas bibliográficas. Encabezando nueva página se incluirá la traducción al inglés del resumen y las palabras clave, con idéntica estructuración. En caso de no incluirse, la traducción será realizada por la propia revista. 1.4 Palabras clave Debe incluirse al final de resumen un máximo de 5 palabras clave que coincidirán con los Descriptores del Medical Subjects Headings (MeSH): http://www.ncbi.nlm.nih.gov/entrez/query.fcgi?db=mesh 1.5 Abreviaturas Se incluirá un listado de las abreviaturas presentes en el cuerpo del trabajo con su correspondiente explicación. Asimismo, se indicarán la primera vez que aparezcan en el texto del artículo. 1.6 Texto Estructurado en el caso de originales, originales breves y revisiones, cumplimentando los apartados de Introducción, Objetivos, Métodos, Resultados y Discusión (Conclusiones, en su caso). Se deben citar aquellas referencias bibliográficas estrictamente necesarias teniendo en cuenta criterios de pertinencia y relevancia. En la metodología, se especificará el diseño, la población a estudio, los métodos estadísticos empleados, los procedimientos y las normas éticas seguidas en caso de ser necesarias. 1.7 Anexos Material suplementario que sea necesario para el entendimiento del trabajo a publicar. 1.8 Agradecimientos Esta sección debe reconocer las ayudas materiales y económicas, de cualquier índole, recibidas. Se indicará el organismo, institución o empresa que las otorga y, en su caso, el número de proyecto que se le asigna. Se valorará positivamente haber contado con ayudas. Toda persona física o jurídica mencionada debe conocer y consentir su inclusión en este apartado. 1.9 Bibliografía Las citas bibliográficas deben verificarse mediante los originales y deberán cumplir los Requisitos de Uniformidad del Comité Internacional de Directores de Revistas Médicas, como se ha indicado anteriormente. Las referencias bibliográficas se ordenarán y numerarán por orden de aparición en el texto, identificándose mediante números arábigos en superíndice. Las referencias a textos no publicados ni pendiente de ello, se deberán citar entre paréntesis en el cuerpo del texto. Para citar las revistas médicas se utilizarán las abreviaturas incluidas en el Journals Database, disponible en: http://www. ncbi.nlm.nih.gov/ entrez/query.fcgi?db=journals. En su defecto en el catálogo de publicaciones periódicas en bibliotecas de ciencias de la salud españolas: http://www.c17.net/c17/.

s s s


02. NORMAS NUEVAS OK_Maquetación 1 20/06/13 14:16 Página V

1.10 Tablas y Figuras El contenido será autoexplicativo y los datos no deberán ser redundantes con lo escrito. Las leyendas deberán incluir suficiente información para poder interpretarse sin recurrir al texto y deberán estar escritas en el mismo formato que el resto del manuscrito. Se clasificarán con números arábigos, de acuerdo con su orden de aparición, siendo esta numeración independiente según sea tabla o figura. Llevarán un título informativo en la parte superior y en caso de necesitar alguna explicación se situará en la parte inferior. En ambos casos como parte integrante de la tabla o de la figura. Se remitirán en fichero aparte, preferiblemente en formato JPEG, GIFF, TIFF o PowerPoint, o bien al final del texto incluyéndose cada tabla o figura en una hoja independiente. 1.11 Autorizaciones Si se aporta material sujeto a copyright o que necesite de previa autorización para su publicación, se deberá acompañar, al manuscrito, las autorizaciones correspondientes. 2. TIPOS Y ESTRUCTURA DE LOS TRABAJOS 2.1 Original: Trabajo de investigación cuantitativa o cualitativa relacionado con cualquier aspecto de la investigación en el campo de la nutrición. 2.2 Original breve: Trabajo de la misma característica que el original, que por sus condiciones especiales y concreción, puede ser publicado de manera más abreviada. 2.3 Revisión: Trabajo de revisión, preferiblemente sistemática, sobre temas relevantes y de actualidad para la nutrición. 2.4 Notas Clínicas: Descripción de uno o más casos, de excepcional interés que supongan una aportación al conocimiento clínico. 2.5 Perspectiva: Artículo que desarrolla nuevos aspectos, tendencias y opiniones. Sirviendo como enlace entre la investigación y la sociedad. 2.6 Editorial: Artículo sobre temas de interés y actualidad. Se escribirán a petición del Comité Editorial. 2.7 Carta al Director: Observación científica y de opinión sobre trabajos publicados recientemente en la revista, así como otros temas de relevante actualidad. 2.8 Carta Científica: La multiplicación de los trabajos originales que se reciben nos obligan a administrar el espacio físico de la revisa. Por ello en ocasiones pediremos que algunos originales se reconviertan en carta científica cuyas características son: • Título • Autor (es) • Filiación • Dirección para correspondencia • Texto máximo 400 palabras • Una figura o una tabla • Máximo cinco citas La publicación de una Carta Científica no es impedimento para que el artículo in extenso pueda ser publicado posteriormente en otra revista. 2.9 Artículo de Recensión: Comentarios sobre libros de interés o reciente publicación. Generalmente a solicitud del Comité editorial aunque también se considerarán aquellos enviados espontáneamente. 2.10 Artículo Especial: El Comité Editorial podrá encargar, para esta sección, otros trabajos de investigación u opinión que considere de especial relevancia. Aquellos autores que de forma voluntaria deseen colaborar en esta sección, deberán contactar previamente con el Director de la revista. 2.11 Artículo Preferente: Artículo de revisión y publicación preferente de aquellos trabajos de una importancia excepcional. Deben cumplir los requisitos señalados en este apartado, según el tipo de trabajo. En la carta de presentación se indicará de forma notoria la solicitud de Artículo Preferente. Se publicarán en el primer número de la revista posible.

EXTENSIÓN ORIENTATIVA DE LOS MANUSCRITOS Tipo de artículo

Resumen

Texto

Tablas y figuras

Referencias

Original

Estructurado 250 palabras

Estructurado 4.000 palabras

5

35

Original breve

Estructurado 150 palabras

Estructurado 2.000 palabras

2

15

Revisión

Estructurado 250 palabras

Estructurado 6.000 palabras

6

150

Notas clínicas

150 palabras

1.500 palabras

2

10

Perspectiva

150 palabras

1.200 palabras

2

10

Editorial

2.000 palabras

2

10 a 15

Carta al Director

400 palabras

1

5

Eventualmente se podrá incluir, en la edición electrónica, una versión más extensa o información adicional. 3. PROCESO EDITORIAL El Comité de Redacción acusará recibo de los trabajos recibidos en la revista e informará, en el plazo más breve posible, de su recepción. Todos los trabajos recibidos, se someten a evaluación por el Comité Editorial y por al menos dos revisores expertos. Los autores puden sugerir revisores que a su juicio sean expertos sobre el tema. Lógicamente, por motivos éticos obvios, estos revisores propuestos deben ser ajenos al trabajo que se envía. Se deberá incluir en el envío del original nombre y apellidos, cargo que ocupan y email de los revisores que se proponen. Las consultas referentes a los manuscritos y su transcurso editorial, pueden hacerse a través de la página web. Previamente a la publicación de los manuscritos, se enviará una prueba al autor responsable de la correspondencia utilizando el correo electrónico. Esta se debe revisar detenidamente, señalar posibles erratas y devolverla corregida a su procedencia en el plazo máximo de 48 horas. Aquellos autores que desean recibir separatas deberán de comunicarlo expresamente. El precio de las separatas (25 ejemplares) es de 125 euros + IVA. Abono en concepto de financiación parcial de la publicación. En el momento de aceptarse un articulo original o una revision no solicitada se facturará la cantidad de 150 € + impuestos para financiar en parte la publicación del articulo (vease Culebras JM y A Garcia de Lorenzo. El factor de impacto de Nutrición Hospitalaria incrementado… y los costes de edición también. Nutr Hosp 2012; 27.(5).


02. NORMAS NUEVAS OK_Maquetación 1 20/06/13 14:16 Página VI

Vol. 28. Suplemento 4. Julio 2013

ISSN (Versión papel): 0212-1611

ISSN (Versión electrónica): 1699-5198 www.nutricionhospitalaria.com

www.nutricionhospitalaria.com ÓRGANO OFICIAL DE LA SOCIEDAD ESPAÑOLA DE NUTRICIÓN PARENTERAL Y ENTERAL ÓRGANO OFICIAL DEL CENTRO INTERNACIONAL VIRTUAL DE INVESTIGACIÓN EN NUTRICIÓN ÓRGANO OFICIAL DE LA SOCIEDAD ESPAÑOLA DE NUTRICIÓN ÓRGANO OFICIAL DE LA FEDERACIÓN LATINO AMERICANA DE NUTRICIÓN PARENTERAL Y ENTERAL ÓRGANO OFICIAL DE LA FEDERACIÓN ESPAÑOLA DE SOCIEDADES DE NUTRICIÓN, ALIMENTACIÓN Y DIETETICA

DIRECTOR

REDACTOR JEFE

JESUS M. CULEBRAS

A. GARCÍA DE LORENZO Y MATEOS

De la Real Academia de Medicina y Cirugía de Valladolid. Ac. Profesor Titular de Universidad Miembro del Instituto Universitario de Biomedicina (IBIOMED) Universidad de León. Apto 1351, 24080 León jesus@culebras.eu

Jefe del Servicio de Medicina Intensiva. Ac. Catedrático de Universidad. Hospital Universitario La Paz. Paseo de la Castellana, 261. 28046 Madrid. Director de la Cátedra UAM-Abbott de Medicina Crítica. Dpto. de Cirugía. Universidad Autónoma de Madrid agdl@telefonica.net

COORDINADORES DEL COMITÉ DE REDACCIÓN IRENE BRETÓN LESMES (Madrid) irenebreton@gmail.com

DANIEL DE LUIS ROMÁN (Valladolid) dadluis@yahoo.es

LUIS MIGUEL LUENGO PÉREZ (Badajoz) luismiluengo@yahoo.es

ALICIA CALLEJA FERNÁNDEZ (León) calleja.alicia@gmail.com

IGNACIO JÁUREGUI LOBERA (Sevilla) ijl@tcasevilla.com

DAVID MARTÍNEZ GÓMEZ (Madrid) d.martinez@uam.es

CRISTINA CUERDA COMPES (Madrid) mcuerda.hgugm@salud.madrid.org

ROSA ANGÉLICA LAMA MORÉ (Madrid) maquedalama@gmail.com

J. M. MORENO VILLARES (Madrid) josemanuel.moreno@salud.madrid.org

CONSUELO PEDRÓN GINER (Madrid) consuelocarmen.pedron@salud.madrid.org MARÍA DOLORES RUIZ LÓPEZ (Granada) mdruiz@ugr.es FRANCISGO J. SÁNCHEZ MUNIZ (Madrid) consuelocarmen.pedron@salud.madrid.org CARMINA WANDEN-BERGHE (Alicante) carminaw@telefonica.net

COMITÉ DE REDACCIÓN Responsable de Casos Clínicos PILAR RIOBO (Madrid) Responsable para Latinoamérica DAN L. WAITZBERG (Brasil) Asesor estadístico y epidemiológico GONZALO MARTÍN PEÑA (Madrid) Asesor para artículos básicos ÁNGEL GIL HERNÁNDEZ (Granada) Coordinadora con el Comité Científico de SENPE MERCE PLANAS VILA (Barcelona) Coordinadora de Alimentos funcionales M. GONZÁLEZ-GROSS (Madrid) Coordinador con Felanpe LUIS ALBERTO NIN (Uruguay)

J. ÁLVAREZ HERNÁNDEZ (Madrid) M. D. BALLESTEROS (León) T. BERMEJO VICEDO (Madrid) P. BOLAÑOS RÍOS (Sevilla) M. CAINZOS FERNÁNDEZ (S. de Composela) M. A. CARBAJO CABALLERO (Valladolid) D. CARDONA PERA (Barcelona) S. CELAYA PÉREZ (Zaragoza) A. I. COS BLANCO (Madrid) C. DE LA CUERDA COMPÉS (Madrid) D. DE LUIS (Valladolid) P. GARCÍA PERIS (Madrid) C. GÓMEZ CANDELA (Madrid) J. GONZÁLEZ GALLEGO (León)

P. GONZÁLEZ SEVILLA (León) J. JIMÉNEZ JIMÉNEZ (Sevilla) F. JORQUERA (León) M. A. LEÓN SANZ (Madrid) C. MARTÍN VILLARES (León) A. MIJÁN DE LA TORRE (Burgos) J. C. MONTEJO GONZÁLEZ (Madrid) J. M. MORENO VILLARES (Madrid) J. ORTIZ DE URBINA (León) C. ORTIZ LEYBA (Sevilla) P. PABLO GARCÍA LUNA (Sevilla) V. PALACIOS RUBIO (Zaragoza) J. L. PEREIRA CUNILL (Sevilla) A. PÉREZ DE LA CRUZ (Granaada)

M. PLANAS VILA (Barcelona) I. POLANCO ALLUE (Madrid) N. PRIM VILARO (Barcelona) J. A. RODRÍGUEZ MONTES (Madrid) M. D. RUIZ LÓPEZ (Granada) I. RUIZ PRIETO (Sevilla) J. SALAS SALVADÓ (Tarragona) J. SÁNCHEZ NEBRA (Pontevedra) J. SANZ VALERO (Alicante) E. TOSCANO NOVELLA (Pontevedra) M.ª JESÚS TUÑÓN (León) G. VARELA MOSQUERA (Madrid) C. VAZQUEZ MARTÍNEZ (Madrid) C. WANDEN-BERGHE (Alicante)

CONSEJO EDITORIAL IBEROAMERICANO Coordinador A. GIL (España) C. ANGARITA (Colombia) E. ATALAH (Chile) M. E. CAMILO (Portugal) F. CARRASCO (Chile) A. CRIVELI (Argentina)

J. M. CULEBRAS (España) J. FAINTUCH (Brasil) M. C. FALCAO (Brasil) A. GARCÍA DE LORENZO (España) D. DE GIROLAMI (Argentina) J. KLAASEN (Chile) G. KLIGER (Argentina) L. MENDOZA (Paraguay) L. A. MORENO (España)

S. MUZZO (Chile) F. J. A. PÉREZ-CUETO (Bolivia) M. PERMAN (Argentina) J. SOTOMAYOR (Colombia) H. VANNUCCHI (Brasil) C. VELÁZQUEZ ALVA (México) D. WAITZBERG (Brasil) N. ZAVALETA (Perú)

NUTRICIÓN HOSPITALARIA ES PROPIEDAD DE SENPE


02. NORMAS NUEVAS OK_Maquetación 1 24/06/13 12:51 Página VII

Vol. 28. Suplemento 4. Julio 2013

SOCIEDAD ESPAÑOLA DE NUTRICION PARENTERAL Y ENTERAL

AGRADECIMIENTOS La Sociedad Española de Nutrición Parenteral y Enteral, que tiene como objetivos desde su fundación el potenciar el desarrollo y la investigación sobre temas científicos relacionados con el soporte nutricional, agradece al Instituto de Estudios del Azúcar y la Remolacha (IEDAR) su colaboración, sin la cual no hubiera sido posible la edición de este suplemento.


02. NORMAS NUEVAS OK_Maquetación 1 20/06/13 14:16 Página VIII

Vol. 28. Suplemento 4. Julio 2013

SOCIEDAD ESPAÑOLA DE NUTRICION PARENTERAL Y ENTERAL

JUNTA DIRECTIVA DE LA SOCIEDAD ESPAÑOLA DE NUTRICIÓN PARENTERAL Y ENTERAL Presidente

Vicepresidente

Tesorero

Secretario

• ABELARDO GARCÍA DE LORENZO Y MATEOS agdl@telefonica.net

• MERCE PLANAS VILA mplanasvila@gmail.com

• PEDRO MARSÉ MILLÁ pmarse@telefonica.net

• JUAN CARLOS MONTEJO GONZÁLEZ senpe.hdoc@salud.madrid.org

Vocales • JULIA ALVAREZ julia.alvarez@telefonica.net • LORENA ARRIBAS larribas@iconcologia.net • ROSA ASHBAUGH ashbaugh@ya.com • PEDRO PABLO GARCÍA LUNA pedrop.garcia.sspa@juntadeandalucia.es • GUADALUPE PIÑEIRO CORRALES guadalupe.pineiro.corrales@sergas.es

Miembros de honor • A. AGUADO MATORRAS • A. GARCÍA DE LORENZO Y MATEOS • F. GONZÁLEZ HERMOSO • S. GRISOLÍA GARCÍA • F. D. MOORE† • A. SITGES CREUS† • G. VÁZQUEZ MATA • J. VOLTAS BARO • J. ZALDUMBIDE AMEZAGA

Coordinador de la página web • JORDI SALAS SALVADÓ. Jordi.salas@urv.cat

Presidente de honor • J. M. CULEBRAS jesus@culebras.eu

Comité Científico-Educacional Coordinadora • JULIA ÁLVAREZ HERNÁNDEZ. julia.alvarez@telefonica.net

Vocales • MERCEDES CERVERA PERIS. mariam.cervera@ssib.es • CRISTINA DE LA CUERDA. mcuerda.hgugm@salud.madrid.org • JESÚS M. CULEBRAS FERNÁNDEZ jmculebras@telefonica.net • LAURA FRÍAS SORIANO lfrias.hgugm@salud.madrid.org • ALFONSO MESEJO ARIZMENDI mesejo_alf@gva.es • GABRIEL OLVEIRA FUSTER gabrielm.olveira.sspa@juntadeandalucia.es • CLEOFÉ PÉREZ PORTABELLA clperez@vhbron.net • M. DOLORES RUIZ mdruiz@ugr.es


04. SUMARIOS SUPL. 4-2013_03. SUMARIOS OK (v. 5.0) 26/06/13 14:32 Página IX

Vol. 28. Suplemento 4. Julio 2013

SUMARIO AZÚCAR Y SALUD Coordinadoras: Carmen Gómez Candela, Samara Palma Milla

Una visión global, actualizada y crítica del papel del azúcar en nuestra alimentación ............................................................. Carmen Gómez Candela y Samara Palma Milla

1

Los alimentos como fuente de mono y disacáridos: aspectos bioquímicos y metabólicos ..................................................... Julio Plaza-Díaz, Olga Martínez Augustín y Ángel Gil Hernández

5

Una visión global y actual de los edulcorantes. Aspectos de regulación ................................................................................ J. M. García Almeida, Gracia M.ª Casado Fdez. y J. García Alemán

17

Patrón de consumo e ingestas recomendadas de azúcar ........................................................................................................ Joan Quiles i Izquierdo

32

El azúcar en los distintios ciclos de la vida: desde la infancia hasta la vejez ......................................................................... Teresa Partearroyo, Elena Sánchez Campayo y Gregorio Varela Moreiras

40

El azúcar y el ejercicio físico: su importancia en los deportistas ........................................................................................... Ana B. Peinado, Miguel A. Rojo-Tirado y Pedro J. Benito

48

La densidad energética y la calidad nutricional de la dieta en función de su contenido en azúcares ................................... Jesús Román Martínez Álvarez

57

Salud dental: relación entre la caries dental y el consumo de alimentos ............................................................................... Ángel Miguel González Sanz, Blanca Aurora González Nieto y Esther González Nieto

64

Azúcar y diabetes: recomendaciones internacionales ............................................................................................................ Alejandro Sanz París, Diana Boj Carceller, Isabel Melchor Lacleta y Ramón Albero Gamboa

72

Obesidad y azúcar: aliados o enemigos .................................................................................................................................. Arturo Lisbona Catalán, Samara Palma Milla, Paola Parra Ramírez y Carmen Gómez Candela

81

Azúcar y enfermedades cardiovasculares ............................................................................................................................... Luis Gómez Morales, Luis Matías Beltrán Romero y Juan García Puig

88

Relación entre el consumo de sacarosa y cáncer: una revisión de la evidencia ..................................................................... Javier Aranceta Bartrina y Carmen Pérez Rodrigo

95

Importancia de la sacarosa en las funciones coginitivas: comportamiento y conocimiento ................................................. 106 Salvador Zamora Navarro y Francisca Pérez Llamas

Si no recibe la revista o le llega con retraso escriba a: NH, aptdo. 1351, 24080 LEÓN o a: jesus@culebras.eu

IX


04. SUMARIOS SUPL. 4-2013_03. SUMARIOS OK (v. 5.0) 26/06/13 14:32 Página X

Vol. 28. Suplemento 4. Julio 2013

SUMMARY SUGAR AND HEALTH Coordinators: Carmen Gómez Candela, Samara Palma Milla

A general up-to-date and critical approach about the importance of sugar in our food ........................................................... Carmen Gómez Candela and Samara Palma Milla

1

Foods as sources of mono and disaccharides: biochemical and metabolic aspects .................................................................. Julio Plaza-Díaz, Olga Martínez Augustín and Ángel Gil Hernández

5

A current and global review of sweeteners. Regulatory aspects ................................................................................................ J. M. García Almeida, Gracia M.ª Casado Fdez. and J. García Alemán

17

Consumption pattern and recommended intakes of sugar ........................................................................................................ Joan Quiles i Izquierdo

32

Sugar role through the life cycle: from infancy to the elderly ................................................................................................... Teresa Partearroyo, Elena Sánchez Campayo y Gregorio Varela Moreiras

40

Sugar and exercise: its importance in athletes .......................................................................................................................... Ana B. Peinado, Miguel A. Rojo-Tirado and Pedro J. Benito

48

The energy density and the nutritional quality of diet depending on their sugar content ......................................................... Jesús Román Martínez Álvarez

57

Dental health: relationship between dental caries and food consumption ................................................................................ Ángel Miguel González Sanz, Blanca Aurora González Nieto and Esther González Nieto

64

Sugar and diabetes: international recommendations ............................................................................................................... Alejandro Sanz París, Diana Boj Carceller, Isabel Melchor Lacleta and Ramón Albero Gamboa

72

Obesity and sugar: allies or enemies ......................................................................................................................................... Arturo Lisbona Catalán, Samara Palma Milla, Paola Parra Ramírez and Carmen Gómez Candela

81

Sugar and cardiovascular disease ............................................................................................................................................. Luis Gómez Morales, Luis Matías Beltrán Romero and Juan García Puig

88

Association between sucrose intake and cancer: a review of the evidence ................................................................................ Javier Aranceta Bartrina y Carmen Pérez Rodrigo

95

Importance of sucrose in cognitive functions: knowledge and behavior .................................................................................. 106 Salvador Zamora Navarro y Francisca Pérez Llamas

If you have problems with your subscription write to: NH, po BOX 1351, León, Spain or mail to: jesus@culebras.eu

X


00. Una visión global_02. SINDROME.qxd 20/06/13 14:35 Página 1

Nutr Hosp 2013;28(Supl. 4):1-4 ISSN (Versión papel): 0212-1611 ISSN (Versión electrónica): 1699-5198 CODEN NUHOEQ S.V.R. 318

Una visión global, actualizada y crítica del papel del azúcar en nuestra alimentación Carmen Gómez Candela y Samara Palma Milla Unidad de Nutrición Clínica y Dietética. Hospital Universitario La Paz. IdiPAZ. Universidad Autónoma de Madrid.

Una alimentación saludable debe cubrir las necesidades nutricionales individuales, y a su vez, incorporar valores culturales y gastronómicos y permitir disfrutar de la misma. Sin embargo, numerosos estudios demuestran que los desajustes alimentarios son la principal causa del desarrollo precoz de la mayor parte de las enfermedades crónicas o degenerativas que afectan a la sociedad actual. Los cambios acontecidos en los hábitos de vida poblacionales han originado un incremento de la prevalencia de numerosas enfermedades crónicas como obesidad, diabetes, síndrome metabólico que, en definitiva, determinan un incremento de la morbi-mortalidad cardiovascular. Detrás de todo ello se sitúa la evolución de las tendencias demográficas y de los modos de vida, especialmente, en lo que se refiere a la incorporación de dietas poco saludables y a la escasa actividad física. Afortunadamente, y pese a todo, estamos en el terreno de lo prevenible. El equilibrio, la ponderación y la variedad siguen siendo los ejes fundamentales de una alimentación saludable. La simplificación y clasificación de los alimentos en “buenos y malos” no parece apropiada, siendo más acertado hablar de dietas adecuadas o inadecuadas en función de la variedad de los alimentos que la componen y de su aporte calórico global en relación a la actividad física que se desarrolla. Se trata, por tanto, de educar y formar a la población con el objetivo de promover la toma de decisiones adecuadas sobre su alimentación y nutrición. La moderación debe aplicarse a aquellos alimentos que puedan aportar cantidades excesivas de calorías y/o de grasa, especialmente, si ésta es de mala calidad. En lo que respecta al azúcar, existe una corriente de opinión ampliamente extendida desde hace décadas que le atribuye la responsabilidad sobre una multitud de males que acechan al ser humano, habiendo llegado incluso a ser considerada como un veneno. Se trata de una aseveración carente de sentido científico y crítico y, sin embargo, la realidad es que esta idea goza de “fieles”, incluso en el sector científico y sanitario lo que provoca inexorablemente gran confusión en la población que no sabe qué creer. El objetivo de esta monografía es la revisión de los aspectos más debatidos sobre este alimento. Y para ello, con la intención de arrojar una mayor claridad en los diferentes temas, se ha propuesto una metodología de estudio de la literatura relacionada tipo DAFOR

basado en el análisis pormernorizado de las características internas (Debilidades, Fortalezas) y su situación externa (Amenazas y Oportunidades), así como la elaboración de unas Recomendaciones finales. Terminología confusa Los hidratos de carbono (HC) son la principal fuente energética alimentaria en el mundo, especialmente, en los países en vías de desarrollo. Los HC deben aportar entre el 50 y el 55% de la energía total de la dieta y, además, ser valorados por su potencial energético, su poder edulcorante y su alto contenido en fibra1. Recientemente, la Agencia Europea para la Seguridad Alimentaria (EFSA) ha indicado que la ingesta de HC debe oscilar entre el 45 y el 60% de la energía tanto en adultos como en niños sanos mayores de un año2. Los HC presentes en la dieta pueden estar en forma de moléculas complejas (polímeros o polisacáridos) o moléculas más sencillas, comúnmente denominadas azúcares; a su vez, pueden clasificarse en monoméricas —monosacáridos— o diméricas —disacáridos—. De todos los azúcares contenidos en la dieta, los más importantes desde el punto de vista nutricional son: glucosa, fructosa, galactosa, maltosa, lactosa, sacarosa y trehalosa. La sacarosa es el endulzante por excelencia de los alimentos. Está constituida por una molécula de fructosa y otra de glucosa unidas por un enlace glucosídico. Se extrae industrialmente a partir de la caña de azúcar y de la remolacha. Se utiliza, además de para endulzar los alimentos, para mejorar el sabor ácido y/o amargo de muchos de ellos y para conservarlos mediante un aumento de la presión osmótica, lo que impide el crecimiento de muchos microorganismos. Además de estas funcionalidades del azúcar, existen otras menos conocidas como la de modificar el punto de congelación y fusión ó colorear los alimentos de manera natural. Hay un gran número de términos usados para describir los azúcares y sus componentes: azúcar(es), azúcares totales, azúcares totales disponibles, azúcares libres, azúcares añadidos, azúcar(es) refinado(s), azúcares simples, azúcares intrínsecos y extrínsecos, azúcares extrínsecos no-lácteos y edulcorantes calóricos.

1


00. Una visión global_02. SINDROME.qxd 20/06/13 14:35 Página 2

La existencia de numerosos términos para definir a los azúcares y su uso indiscriminado en diferentes países dificulta enormemente la comparación de estudios sobre ingesta publicados en la actualidad. Por este mismo motivo, a la hora de cuantificar el consumo diario de azúcares, los individuos tienden a tener en cuenta únicamente los azúcares añadidos, tales como la sacarosa (azúcar blanca y morena), sacarina, aspartamo y otros substitutos, excluyendo el azúcar añadido como ingrediente en los alimentos precocinados/procesados. Consumo de azúcar y edulcorantes artificiales En nuestro país, el patrón de consumo de azúcar en alimentos ha permanecido constante en los últimos años, mientras que el consumo de bebidas refrescantes ha adquirido una tendencia creciente. La Encuesta Nacional de Ingesta Dietética de España (ENIDE, 2010-11) estimó en un 20% la ingesta calórica que procede de los HC denominados azúcares3. Este patrón de consumo caracterizado por el consumo elevado de alimentos procesados, con modificaciones que afectan al contenido en grasa y azúcares se aleja notablemente del patrón alimentario tradicional mediterráneo4. En este sentido, los alimentos edulcorados muestran una expansión exponencial tanto en los de aporte energético completo como en aquellos supuestamente reducidos en energía. La presión industrial en estos patrones de consumo de alimentos juega un papel fundamental. El término edulcorante, hace referencia a aquel aditivo alimentario que es capaz de mimetizar el efecto dulce del azúcar y que, habitualmente, aporta menor energía. Algunos de ellos son extractos naturales mientras que otros son sintéticos, en este último caso se denominan edulcorantes artificiales. El empleo de edulcorantes acalóricos, como sustitutos de todo o parte del contenido en azúcares de comidas y bebidas, ha tenido su máxima expansión en los últimos 35 años. Sin embargo, la sustitución del azúcar por edulcorantes artificiales representa un ahorro calórico poco significativo respecto al total de calorías diarias, y puede generar una “falsa tranquilidad” que favorezca la adopción de comportamientos contraproducentes, como consumir en exceso estos productos “bajos en calorías” y otros alimentos con un elevado aporte de grasa. Tras su aparición y en respuesta al interés por aclarar los efectos beneficiosos atribuibles a los mismos (frente a diferentes patologías como obesidad, diabetes, caries, etc.) se han llevado a cabo multitud de estudios que, en lugar de reafirmar esta hipótesis parecen constatar la ineficacia de su uso. Por tanto, a día de hoy, son necesarias más investigaciones que aporten datos convincentes sobre su efectividad a largo plazo, así como de la ausencia de potenciales efectos deletéreos derivados de su uso continuado. Frecuentemente, la población general e incluso muchos profesionales sanitarios carecen de conocimientos certeros sobre las características diferenciales de los dis-

2

tintos edulcorantes disponibles en el mercado como para aconsejar y/o proceder a la elección de un determinado edulcorante en base a sus propiedades5. No todas las calorías son iguales Los azúcares, además del sabor dulce, añaden una amplia variedad de cualidades favorables a los alimentos, como su acción antimicrobiana, el gusto, aroma y textura, así como la viscosidad y consistencia, las cuales se comportan como generadoras de saciedad. Aunque la saciedad conseguida es mayor para las proteínas, la de los azucares y HC es superior a la de las grasas que son a su vez la mayor fuente calórica de la dieta. A través del índice glucémico (IG) podemos hacer una clasificación de los alimentos basada en la respuesta postprandial de la glucosa sanguínea, comparados con un alimento de referencia (índice glucémico = 100). La sacarosa, presenta un índice glucémico medio (≈ 65)6. Estudios sobre la termogénesis inducida por los alimentos han mostrado que la energía disipada en forma de calor es menor tras la digestión de grasas (≈ 7%), que tras la digestión de HC (≈ 12%) y proteínas (≈ 22%). Además, estudios isotópicos han confirmado la ausencia significativa de lipogénesis hepática de novo a partir de dietas con alto contenido en HC. La glucosa se almacena en el hígado y músculo en forma de glucógeno. El excedente de glucosa que no se utiliza como fuente inmediata de energía o para la síntesis de glucógeno puede transformarse a través de lipogénesis de novo en grasa que se almacena en los adipocitos. Sin embargo, esta conversión es energéticamente costosa. Astrup y Raben calculan que es necesario un 68% más de energía para aumentar la grasa corporal en 1 kg a partir de carbohidratos que a partir de grasas por lo que afirman que “es difícil aumentar masa grasa en sujetos de peso normal, particularmente a través de la sobreingesta de HC”. A diferencia de lo que ocurre con la ingesta de grasas, para la que se ha demostrado una fuerte correlación entre el consumo excesivo y el incremento del riesgo de desarrollar sobrepeso o/y obesidad; la relación entre el consumo de azucares incluidos en los alimentos o añadidos a éstos y el incremento de peso no es tan evidente. Diferentes estudios transversales han concluido que no existe asociación o incluso que existe una asociación negativa entre el consumo de azucares y la ganancia de peso. Sin embargo, si que existe un amplio debate sobre si un mayor consumo de azúcares a través de bebidas azucaradas pudiera tener un efecto más significativo sobre el índice de masa corporal (IMC). En el estudio CARMEN (Carbohydrate Ratio Management in European National diets) se comparó el efecto sobre el peso corporal y el perfil lipídico de dietas isocalóricas con alto contenido en azúcares y polisacáridos frente a dietas con alto contenido en grasas durante un periodo de 6 meses. Los resultados mostraron que las dietas con alto


00. Una visión global_02. SINDROME.qxd 20/06/13 14:35 Página 3

contenido tanto en azúcares como en polisacáridos indujeron una reducción significativa del peso corporal de 1,6 kg y 2,4 kg respectivamente en comparación con dietas isocalóricas con un aporte más elevado en grasa7. En estudios realizados en distintos países como Australia y Reino Unido, se ha observado cómo, a pesar de haber aumentado el consumo de las bebidas acalóricas en detrimento de las bebidas azucaradas, ya sea con sacarosa, fructosa o sirope con elevado contenido de fructosa, ello no se ha asociado a una diminución de la incidencia o prevalencia de obesidad. A este fenómeno se denomina “paradoja australiana” y sugiere la no existencia de una asociación entre el consumo de azúcares y la aparición de obesidad en la población8. Importancia del consumo de sacarosa en diferentes momentos del día, en el ejercicio físico y en diferentes periodos del ciclo vital Los glúcidos son importantes para el adecuado funcionamiento del organismo y particularmente para el cerebro, ya que las neuronas, para mantener su integridad y funcionalidad, precisan de un suministro constante de glucosa desde el torrente sanguíneo (140 g/día). La sacarosa, cuando es incluida de forma equilibrada en la dieta, tiene importantes propiedades, ya que favorece el aporte rápido de glucosa al cerebro y al músculo, siendo un glúcido imprescindible para el desarrollo de las funciones cognitivas y de la actividad física. El consumo de una comida o una bebida con sacarosa se asocia con una mejora de la agilidad mental, la memoria, el tiempo de reacción, la atención y la capacidad para resolver problemas matemáticos, así como con una reducción de la sensación de cansancio, tanto en individuos jóvenes y ancianos sanos, como en enfermos de Alzheimer. Las bebidas para deportistas que contienen azúcar, minerales y agua, evitan la deshidratación, la depleción de las reservas de glucógeno y retrasan la aparición del cansancio y la fatiga, ya que el azúcar supone, en primer lugar, un aporte directo de glucosa al músculo y esto alarga el tiempo de ejercicio. Existe evidencia de que una dieta alta en carbohidratos y la ingesta de los mismos antes y durante el ejercicio es beneficiosa debido al aumento de las concentraciones hepáticas de glucógeno y el mantenimiento de las concentraciones de glucosa en sangre. La idea de que la sacarosa puede producir adicción de forma semejante a la que ocasionan las drogas de “abuso” y que, por tanto, debiera estar incluida entre las sustancias adictivas, es una opinión con escasos fundamentos científicos. Las evidencias experimentales disponibles no apoyan la hipótesis de que el azúcar y otros alimentos con alta palatabilidad produzcan adicción. Es importante matizar que la sacarosa forma parte de los alimentos que producen placer pero no dependencia9.

Tópicos al uso en relación al consumo de sacarosa El azúcar contenido de forma natural en los alimentos no se puede distinguir del añadido, aunque lo cierto es que este azúcar de adición aporta fundamentalmente energía y no otros nutrientes esenciales. Por otro lado, en el contexto de la dieta, el azúcar no se consume de manera aislada y contribuye a hacerla más variada y apetecible permitiendo incluir alimentos que quizá de otra manera no se consumirían, contribuyendo pues, indirectamente, a la ingesta de otros nutrientes. Habiendo interés en conocer la posible relación entre una elevada ingesta de azúcares y la disminución de la de micronutrientes, se ha observado que la densidad nutritiva de la dieta podría estar influida por factores como la presencia elevada de azúcar añadido en los alimentos. Parece ser que esta dilución nutricional producida al añadir azúcar a los alimentos es, en general, poco significativa y, a menudo, contrarrestada por la fortificación en micronutrientes que, frecuentemente, encontramos en numerosos productos azucarados. Tras el análisis en detalle de los estudios publicados al respecto, se ha comprobado que no existe una evidencia clara de la hipotética dilución de micronutrientes que se produciría al añadir azúcares a la dieta. Por otra parte, dado que la adición de azúcar a la dieta no parece reportar ninguna ventaja destacable desde el punto de vista de la ingesta de micronutrientes; parece razonable que se promueva un consumo moderado de alimentos y bebidas azucaradas, para de ese modo, evitar que se conviertan en una importante fuente energética extra. Consumo de sacarosa y enfermedades En los países desarrollados, la caries ha dejado de ser un problema debido a la generalización de una higiene bucal adecuada, la exposición al flúor y las visitas periódicas al odontólogo. Conviene consumir los alimentos dulces junto a las comidas principales (comidas, meriendas...) y después proceder al cepillado de dientes. En relación a las recomendaciones nutricionales basadas en la evidencia para el tratamiento y prevención de la diabetes, la cantidad total de hidratos de carbono consumida es más importante que el tipo de estos. Hoy en día los diabéticos pueden consumir sacarosa (azúcar) y alimentos que la contienen siempre que sean ingeridos dentro del contexto de una dieta saludable y haya un control médico adecuado. El consumo de azúcar no induce la aparición de diabetes, en cambio, el desarrollo de obesidad, una alimentación desequilibrada y la falta de ejercicio físico tienen mucho que ver con esta patología10. Aunque existe una clara relación entre la ingesta de grasas y la ganancia de peso, el papel de los carbohidratos y, más concretamente, el de la sacarosa en el desa-

3


00. Una visión global_02. SINDROME.qxd 20/06/13 14:35 Página 4

rrollo de obesidad es más controvertido. Gran parte de esta controversia se atribuye a la creciente demanda de bebidas azucaradas y al posible incremento calórico en la dieta asociado a su consumo. A pesar de la publicación de múltiples estudios y comunicaciones a este respecto en los últimos años, siguen existiendo numerosas incógnitas acerca del papel que juegan las dietas ricas en azúcares en el incremento de incidencia y prevalencia de obesidad. En el tratamiento dietético de la obesidad el objetivo esencial consiste en la reducción del aporte energético, mientras que la distribución de macronutrientes tiene menos importancia. Una vez que se ha alcanzado el peso deseado, las dietas controladas en grasas y altas en carbohidratos son las preferidas para el mantenimiento del peso perdido. Sobre las dietas bajas en carbohidratos, aunque puedan ejercer un mecanismo fisiopatológico en la pérdida de peso a corto plazo, es importante destacar que se desconocen los efectos que el seguimiento continuado de las mismas pueda ocasionar a largo plazo. La evidencia disponible sobre la asociación entre la ingesta de monosacáridos (glucosa y la fructosa), así como de disacáridos (sacarosa) con los distintos tipos de cáncer es insuficiente. En algunos casos lo que existe es una clara evidencia de no asociación. Recomendaciones de consumo: numerosas recomendaciones y falta de consenso Algunos modelos matemáticos, pesimistas sin duda, apuntan la posibilidad de que estemos en un momento en el que la curva de la esperanza de vida, que siempre ha sido ascendente en los países industrializados en los últimos años, por primera vez invertiría su tendencia ascendente y que la misma se aplanaría. Si queremos tener éxito en nuestra estrategia, debemos alejarnos de cualquier tentación represiva, prohibitiva, que atentaría contra nuestra creatividad, nuestro estilo de vida y la parte lúdica que la alimentación juega en nuestra sociedad. De otra parte, lo que sí está claro es que no podemos avanzar sin tener en cuenta que no hay ningún alimento “culpable” y esto lo dijo Paracelso antes que yo (mucho antes que yo) que hasta el veneno depende de las cantidades en las que se tome. Las recomendaciones por parte de organismos internacionales como la FAO/OMS aconsejan un consumo de hidratos de carbono simples (azúcares) inferior a un 10% del valor calórico de la dieta, reconociendo que dicha cifra es “controvertida”. Si bien conviene que se diseñen estrategias de salud pública de cara a reducir el consumo excesivo de bebidas azucaradas, como parte

4

de un estilo de vida saludable y el mejor consejo nutricional para la población general podría ser llevar una dieta variada y equilibrada con alimentos y nutrientes procedentes de diversas fuentes, combinando dicha dieta con el ejercicio y la actividad física. La dieta mediterránea es, actualmente, el patrón de alimentación a promover ó recuperar entre los españoles. Esta dieta se caracteriza por su baja densidad calórica al ser rica en frutas, hortalizas, legumbres, pescado y aceite de oliva, lo que permite que el azúcar tenga un papel que cumplir en la misma a nivel energético y de su palatabilidad11.

Referencias 1. FAO/WHO (Food and Agriculture Organization / World Health Organization), 1998 Carbohydrates in human nutrition. (FAO Food and Nutrition Paper - 66) Rome: FAO. 2. EFSA Panel on Dietetic Products, Nutrition, and Allergies (NDA); Scientific Opinion on Dietary Reference Values for carbohydrates and dietary fibre. EFSA Journal 2010; 8 (3): 1462 [77 pp.]. doi:10.2903/j.efsa.2010.1462. Available online: www.efsa.europa.eu 3. Valoración de la Dieta Española de acuerdo al Panel de Consumo Alimentario. Ministerio de Agricultura Pesca y Alimentación (MAPA)/Fundación Española de la Nutrición (FEN). Madrid: Ministerio de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino, 2008. Visitado en: http://www.magrama.gob.es/es/alimentacion/temas/consumo-y-comercializacion-y-distribucionalimentaria/valoracion_panel_tcm7-7983.pdf 4. Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición (AESAN), 2011. Encuesta Nacional de Ingesta Dietética Española 2011. http://www.aesan.msc.es/AESAN/docs/docs/notas_ prensa/Presentacion_ENIDE.pdf 5. Wiebe N, Padwal R, Field C, Marks S, Jacobs R, Tonelli M. A systematic review on the effect of sweeteners on glycemic response and clinically relevant outcomes. BMC Med 2011; 9: 123. 6. Atkinson FS, Foster-Powell K, Brand-Miller JC. International Tables of Glycemic Index and Glycemic Load Values: 2008. Diabetes Care 2008; 31: 2281-3. 7. Saris WH, Astrup A, Prentice AM, Zunft HJ, Formiguera X, Verboeket-van de Venne WP et al. Randomized controlled trial of changes in dietary carbohydrate/fat ratio and simple vs. complex carbohydrates on body weight and blood lipids: the CARMEN study. The Carbohydrate Ratio Management in European National diets. J Obes Relat Metab Disord 2000; 24: 1310-8. 8. Barclay A, Brand-Miller J. The Australian Paradox: A Substantial Decline in Sugars Intake over the Same Timeframe that Overweight and Obesity Have Increased. Nutrients 2011; 3: 491-504. 9. Gearhardt Ashley N, Grilo CM, DiLeone RJ, Brownell KD, Potenza MN. Can food be addictive? Public health and policy implications. Addiction 2011; 106 (7): 1208-11. 10. American Diabetes Association. Standards of medical care in diabetes—2013. Diabetes Care 2013; 36 (Suppl. 1): S11-66. 11. Sociedad Española de Nutrición Comunitaria (SENC. Objetivos nutricionales para la población española. Rev Esp Nutr Comunitaria 2011; 17 (4): 178-199.


Una visión global, actualizada y crítica del papel del azúcar en nuestra alimentación