Issuu on Google+


3:00am


El siguiente ejercicio fotográfico parte de una idea muy simple: el rescatar un momento simultaneo a una hora y fecha determinada entre los integrantes del CCC. Sincronizamos nuestros relojes para que a las 3 de la madrugada del 31 de Marzo de 2013, de una manera casual, despiertos o soñolientos, capturáramos una sola imagen. El resultado representa de alguna manera, el contexto en el que cada uno de nosotros

se encontraba en ese momento, situados en diferentes lugares de la región y vivenciando diferentes experiencias nocturnas, pero sin duda, sincrónicamente dispuestos a atraparlas para esta actividad.


alejandra grandon Un enfoque nocturno y medianamente azaroso hacia el espacio a eso de las 3 am, dio origen a esta imagen. Su apariencia monumental, silenciosa y desolada parece entregar la atmósfera precisa de una instantánea de procedencia estelar, de más allá de la estratósfera. Como un fotograma de una película de ciencia ficción, pero tomada sólo desde la ventana de mi dormitorio.


andrea herrera Sonambular semiconsciente, enfocar los hemisferios cerebrales, para mirar por un cuadrado pixelado, y capturar un fragmento de madrugada.


´

sebastian rivas Un reloj inmóvil da cuenta de que el tiempo en estas paredes no transcurre. Hace unas 3 horas cada persona hizo retirada, me parece que la cocina nunca descanza en esta casa. Eran las 8 de la tarde y aun nadie almorzaba, por la gracia de cambiar un placer momentaneo por algo eterno, eterno, que se lo lleva el viento, el viento blanco buscado por culpable, por inundaciones de animitas regadas en el volcán con frases vacias de cumplimiento del

deber, aquel 17 de mayo, donde una orden incensata sigue viva. Hace unas 3 horas la cocina estaba llena, ahora a las 3 am el desorden se transforma, ahora todo en silencio, aquí no ha pasado nada, solo un par de evidencias dan cuenta de lo ocurrido, tal como en antuco, como el reloj que nunca se movió.


´

´

cesar guzman

Me desperté, vi una luz en la ventana, le baje la velocidad a la cámara y paf!, salio esto rápidamente para seguir durmiendo.


Carolina Panozo De madrugada, en el espacio Ă­ntimo de mi hogar, no escucho muchos sonidos, lo recorro y busco un medio para retener esta sensaciĂłn de tranquilidad, llego a mi refrigerador y al abrirlo veo que tambiĂŠn ocurre lo mismo.


facebook colectivo: Colectivo Caja de Cart贸n facebook revista: Revista MIRA Fotogr谩fica Concepci贸n Chile



3:00AM