Page 213

Manual Profético 2013 - Capítulo v la escritura la infidelidad. Cuando el enemigo se dio cuenta que no podía tomar a Sara por ninguna parte, armó un nuevo trato, hizo un nuevo plan: le envió a Abraham una mujer egipcia y allí nos nace una descendencia de Ismaelita, la cual acarrea un problema que tenemos hasta el día de hoy. Abraham tenía ochenta y seis años en el momento que Ismael nace. Prestemos atención a esto: entre el cap. 16:16 y el c.17:1 (donde Abraham tenía noventa y nueve años), hay trece años de silencio, lo cual nos enseña que: una desobediencia nos puede costar el silencio del cielo. Así como hubieron trece años de silencio en la Palabra, yo declaro sobre usted que en el año 2013 se rompe ese silencio en el nombre de Jesús, Verá manifestaciones como nunca ha visto hasta ahora; va a escuchar a Dios hablándole como nunca lo ha escuchado; Dios se le va a revelar en visiones y sueños. Muchos de ustedes que han sentido que el cielo ha estado cerrado y callado, yo les profetizo que en el 2013 se acaba su silencio porque Dios les va hablar más que nunca en el 2013, ¡Viene un tiempo de Gloria!. En estos días escuché a alguien en un avión que decía que el 2013 es un año de mala suerte. Yo declaro que será de mala suerte y la peor noticia para el diablo. En el año 2013 los hijos de Dios vamos a avanzar, a crecer, nos vamos a multiplicar y tomaremos todo lo que Dios nos ha prometido. Confiéselo: “En el 2013 se acaba mi silencio, el cielo me va a hablar más que nunca, me preparo para profecías, para sueños y visiones, porque lo que ojo no vio, ni oído oyó, ni ha subido al corazón del hombre, es lo que Dios ya me ha preparado para este año. Si usted cree eso, celébrelo, créalo, porque cuando Dios dice algo, no será, ya es. Tu bendición ya está lista. Dios bendecirá a los enfocados Dentro de la obra de Dios, todo lo que hacemos, tiene que tener un propósito claro. Cada vez que la iglesia comienza a hacer aquello para lo cual no fue llamada ni puesta en la tierra, caemos en profundas trampas y distracciones, que nos hacen vivir durante décadas haciendo lo incorrecto. Por eso usted tiene que entender que dentro de su ministerio nunca puede perder de vista los dos mandatos importantes que el Señor nos dejó antes de partir. Usted tiene que predicar y hacer discípulos, pero la pregunta es: ¿Por qué predicamos?, y ¿Por qué hacemos discípulos?. Predicamos y hacemos discípulos para levantar una generación para Dios. Es decir, usted tiene que entender que dentro de su ministerio no puede hacer nada que lo distraiga. Su iglesia tiene que ser un lugar en este tiempo donde se gana gente. Y si no se está ganando gente, estamos equipando gente para enviarlas a realizar el ministerio. En estos días

213

Manual Profético 2013 - El Consuelo de Sion  

Manual Profético 2013 - El Consuelo de Sion - 5773 Ayin Gimel

Manual Profético 2013 - El Consuelo de Sion  

Manual Profético 2013 - El Consuelo de Sion - 5773 Ayin Gimel

Advertisement