Page 303

Cómo Cosechar el Follaje La mayoría de los árboles forrajeros y aboneros se explotan por corte de los brotes. Algunas especies pueden aprovecharse por ramoneo, es decir dejando a los animales comer directamente las hojas sobre el árbol. Se puede hacer con árboles muy vigorosos (Leucaena), pero de todos modos, los animales causan muchos daños al árbol. Si los árboles tienen la forma arbustiva o en cerca viva, se cosechan por escamonda, o sea cortando los brotes nuevos alrededor de la copa. Si se explotan por desmoche o en corte bajo sobre un tocón, se cuida de cortar los brotes a ras del tronco, sin desgarrar la corteza ni herir el tocón. De todas maneras, la cosecha del forraje debe hacerse con un instrumento bien afilado (tijera, cuchillo o machete). Para evitar las heridas inútiles, se cortan los brotes uno por uno, agarrando la rama y doblándola con una mano para facilitar el corte.

Arrancar y desgarrar favorece las

enfermedades, y daña muchas yemas en la corteza, comprometiendo así la capacidad de rebrote. En algunos casos, los árboles aboneros intercalados con el cultivo no se desmochan, sino que se anilla la corteza y la albura del tronco; las hojas se caen al suelo y el árbol se seca en pie. hasta que se necesite para leña. Rebrota por debajo del anillo. Muchas especies no se explotan por desmoche porque así no rebrotan bien, sino que se deja desarrollar unas ramas principales de las cuales se cortan los brotes secundarios. Así el árbol produce mucho más porque conserva una gran cantidad de yemas y mayores reservas. Las ramas deben ser bastante fuertes para sostener el peso de un hombre; se practican podas de aclareo para eliminar las ramas improductivas.

Especies utilizadas de esta forma pueden dar una producción

sostenida durante mucho más tiempo que por desmoche. Algunos árboles son muy sensibles a las enfermedades o simplemene no soportan los cortes repetidos: el follaje se explota deshojando los ramos, es decir quitando las hojas una por una. Después de quitar las hojas se despunta el ramo, o sea, se le quita la yema terminal. Así produce rápidamente ramas laterales que se cosechan a su turno. Por este método, la producción de hojas es mayor y el árbol conserva más reservas; así en la India se pueden hacer hasta 7 cosechas de morera al año. Después de un tiempo, sin embargo, debe hacerse una poda de aclareo de las ramas. El inconveniente mayor de este método es que requiere mucho más trabajo. En determinados casos, como en condiciones de clima no muy favorables, no es bueno cortar todos los brotes o deshojar el árbol entero de una vez, porque se produce un choque que detiene el crecimiento del árbol; en estos casos es preferible cosechar el árbol por partes, y dejarlo a veces "descansar".

El árbol al servicio del agricultor  

Auteur : Frans Geilfus / Partie 2 du tome 1 d'un ouvrage patrimonial de la bibliothèque numérique Manioc. Service commun de la documentation...

El árbol al servicio del agricultor  

Auteur : Frans Geilfus / Partie 2 du tome 1 d'un ouvrage patrimonial de la bibliothèque numérique Manioc. Service commun de la documentation...

Profile for scduag
Advertisement