Page 1

PSICOPATOLOGÍA FORENSE

DIEGO SIERRA ANDRADE ABOGADO

CONCEPTO DE PSICOPATÍA TIPOS DE PSICÓPATAS CONSECUENCIAS SOCIALES ANÁLISIS DE UN CASO


Definición de Psicópata El psicópata es un enfermo mental que sufre de una Psicopatía, la principal particularidad de este tipo de sujetos es el impedimento de empatizar y de experimentar arrepentimientos ante cualquier tipo de situación que normalmente lo estimularía, por esto mismo es que interactuarán con el resto de las personas como si fuesen meros objetos que utilizan únicamente para lograr sus objetivos, generalmente bastante despreciables los mismos por cierto y en el caso que lo que hagan resulta ser el beneficio de otro es por egoísmo y para disfrutar en último término ellos del protagonismo. Por otra parte, el psicópata tendrá su propio código de comportamiento, por lo tanto, solo sentirán culpa o remordimiento al transgredir el mismo y ninguna en caso de contradecir el del resto de la gente, pero, como en contraposición su comportamiento es sumamente adaptativo pasarán inadvertidos mayormente entre el común de la gente. Los psicópatas son maestros de la manipulación y el engaño, siendo excesivamente narcisistas y cayendo en un ego sobrealimentado, En las próximas entradas vamos a desarrollar los diferentes tipos de personalidad psicopática de la mano de Robert Hare. Paul Babiak nos ayudará, a continuación, a entender uno de las personalidades psicopáticas más peligrosas: el psicópata organizacional, que es el que prospera en organizaciones humanas estructuradas y jerarquizadas. En la entrada anterior de este blog, hemos descrito los diferentes trastornos de la personalidad según son clasificados por el DSM-IV. Desde el punto de vista del DSM-IV, la personalidad psicopática es una forma compleja de trastorno del grupo B (patrón permanente e insuperable de violación de las pautas de conducta humana aceptable, narcisismo y comportamiento antisocial) a lo que se añade la característica esencial que hace al psicópata diferente del resto: la frialdad emocional y la falta de empatía.


Los verdaderos psicópatas, diagnosticados, apenas sobrepasan entre el 1% y el 3% de la población general.

Pero esto no debe llevarnos a engaño: para hacernos una idea de su capacidad de causar daño, basta observar que su porcentaje entre los reclusos supera el 15-20%, y entre los criminales más peligrosos (asesinos, violadores y ladrones), este porcentaje es aún mayor.

De este modo, un diagnóstico de psicopatía es uno de los indicios más fuertes para predecir un comportamiento delictivo y peligroso en el futuro.

Checkley propuso, por primera vez, una lista exhaustiva con las características más representativas de la personalidad psicopática y acuñó el término de "máscara de la normalidad".

Ya en los años 70, Robert Hare realizó, a partir de su experiencia con reclusos peligrosos en Vancouver, un intento de sistematizar el diagnóstico forense de la psicopatía.

Robert Hare propuso evaluar una serie de rasgos de la personalidad entre 0 y 2, según fuesen muy prevalentes en un individuo (nota 2) o nada prevalentes (nota 0). Mediante análisis factorial estadístico, aisló 20 características que, cuando eran puntuadas con notas altas, discriminaban claramente a los psicópatas de los que no lo eran.

Estas características se encuadran dentro de 4 grandes grupos. Estos puntos son:

Faceta de las relaciones interpersonales: 1. Tienen gran oratoria y encanto. Son simpáticos y conquistadores en primera instancia. 2. Poseen una autoestima exagerada. Se creen mejores que el resto.


3. Mienten patológicamente. Engañan sobre todo para conseguir beneficios o justificar sus conductas. 4. Se comportan manipuladoramente. Y, si son lo suficientemente inteligentes, los demás no notarán estas conductas psicopáticas. Faceta del dominio afectivo: 5. No sienten remordimiento o culpa. Jamás se sienten en deuda. 6. Afectivamente son frívolos y superficiales. No conciben emociones, aunque pueden simularlas llegado el caso. 7. Les falta empatía. Son indiferentes. Y hasta pueden manifestar crueldad. 8. Tienen una incapacidad patológica para asumir su responsabilidad en los hechos. No aceptan sus errores. Por ello raramente solicitan una asistencia psicológica, ya que para ellos el problema siempre lo tienen los otros. Faceta del estilo de vida: 9. Necesitan constantemente estímulos. Caen con facilidad en el aburrimiento. 10. Les gusta un estilo de vida parasitario. 11. Actúan descontroladamente. 12. Carecen de metas realistas a largo plazo. Viven como nómadas, sin dirección. 13. Se comportan impulsivamente. Con recurrentes actos no premeditados. Sumada una falta de reflexión sobre las consecuencias de sus acciones. 14. Son irresponsables. Faceta antisocial: 15. Tienden a delinquir durante la juventud. 16. Muestran problemas de conducta desde la niñez. 17. Padecieron la revocación de su libertad condicional. 18. Cuentan con versatilidad para la acción criminal. Tienen predilección por las estafas y los delitos que requieran de la manipulación del otro.


Otras no incluidas en ningún factor ni faceta: 19. Tienden a una vida sexual promiscua. Con varias relaciones breves y mantenidas simultáneamente. Les gusta compartir abiertamente sus proezas sexuales y conquistas. 20. Acumulan muchos matrimonios de corta duración. No se comprometen a largo plazo, por la informalidad con la que se plantean el vínculo. Una puntuación por encima de 30 en el test revisado de Hare (PCL-R o Psychopathy Check List - Revised) se considera una evidencia muy fuerte de comportamiento antisocial, narcisista, manipulador, y de falta de remordimientos, es decir, de psicopatía. Podemos hacer cuatro grandes grupos:

El "psicópata perfecto", que es el que puntúa alto en todos los aspectos del test, es incapaz de logros a medio o largo plazo, suscita el rechazo inmediato de la mayor parte de la sociedad y su destino es convertirse en un delincuente solitario, o pasar a formar parte de un grupo pequeño de delincuentes (lo que Lobaczewski llama una "organización ponerogénica primaria"). El "psicópata maquiavélico", que puntúa más bajo en relaciones interpersonales, es el manipulador que sabe conseguir de los demás lo que desea sin importarle las consecuencias de sus actos. En ciertas circunstancias, puede ser el titiritero (en inglés "puppetmaster") que mueve los hilos detrás de las bambalinas, en situaciones nocivas para los demás (lo que más adelante presentaremos como el "drama psicopático"). El "psicópata organizacional", que puntúa bajo en estilo de vida. Debido a su capacidad de plantearse objetivos y controlar su impulsividad, es capaz de presentar ante la sociedad una máscara de normalidad más eficaz. Más inteligente, Quizá por ello es mucho más peligroso que el resto. Verdadero lobo con piel de cordero, puede infiltrarse en una organización o una sociedad en crisis o que no disponga de los medios de defensa adecuados y causar estragos en su seno. Es uno de los principales agentes de lo que Lobaczewski denomina "ponerización secundaria".


El "psicópata narcisista", que puntúa bajo en características antisociales, es el histriónico, que vive centrado en sí mismo, necesitado de atención, de ser el centro de todo sin hacerse responsable de nada. Puede ser un buen actor y alcanzar notoriedad pública. 1.- Psicópatas Instintivos a) Psicópatas sexuales.- entre los principales tenemos: Sadismo: Patología de erotización del dolor, impulso a mortificar o torturar a la pareja durante el acto sexual, el sádico es impotente por lo que busca causar dolor para llegar al orgasmo genital. Masoquismo: al igual que el sadismo proviene de una erotización patológica del dolor y consiste en el impulso a la autolesión o a producirse un sufrimiento para producir un goce sexual, (Pavón 2005) Fetichismo: ES una parafilia (fantasía sexual) que consiste en la polarización del instinto sexual en un objeto, aparte del cuerpo, un defecto o cualidad del individuo, es decir, descarta la relación genital. (Pavón 2005) Exhibicionismo: Es una de las psicopatías sexuales más usuales. Es la perversión u obsesión morbosa de exhibir públicamente los órganos sexuales, determina delitos de atentado al pudor y provoca reacciones de violencia. (Marchiori 2005) Zoofilia: conocida como bestialismo, es el impulso a la realización de maniobras erotizantes o del coito con animales. Necrofilia: Grave trastorno de la sexualidad, no es muy común, es el impulso a la realización del acto sexual con cadáveres, puede deberse a severas transformaciones psiquiátricas.


b) psicópatas impulsivos: los impulsos patológicos representan, en la mayoría de los casos, la satisfacción de necesidades instintivas. Cada uno de estos instintos puede ser puesto en marcha con tal violencia que conduzca a la ejecución impulsiva de los actos que en potencia representa, determina un comportamiento irreflexivo y violento, dando lugar a una personalidad peligrosa. 2 Psicópatas Temperamentales: Son personalidades cuya conducta inferior a la normal, está caracterizada por la influencia morbosa de su temperamento y se afecta en extremo grado frente a un estímulo atendiendo a la característica de su temperamento. Psicópatas cicloides: personalidad demasiado alegres o demasiado triste, locuaz o silenciosa, presuntuosa o modesta, son extrovertidos. Psicópatas esquizoides: personalidad sumamente introvertida, ama la soledad, no comparte con nadie, es acomplejado, sufre delirios. Psicópatas epileptoides y explosivos: las alteraciones del comportamiento son similares a las que padece un enfermo de epilepsia, son irritables, impulsivos, envidiosos, pendencieros, vanidosos, egoístas, poco adaptable a las condiciones sociales, (Cueva 1949) El psicópata explosivo: tiene reacciones excesivas exageradas que no guardan relación con el estímulo, tiene un disturbio afectivo que los acompaña toda su vida. 3.- Psicópatas Caracterológicos: desequilibrio del carácter.- sus acciones son anormales por su desequilibrio de carácter por lo que sufren y hacen sufrir a los demás, entre estos están: a) Fantásticos y Seudólogos: Los fantásticos son visionarios, carecen de equilibrio realista, en ellos predomina el subjetivismo. Construyen castillos en el aire, sueñan despiertos. Seudólogos: se caracteriza por su influencia sugestiva sobre los demás, por su poder o don de persuasión y es extrovertido (bígamo, seductor de oficio, estafador de matrimonio) (Zazzali 2000)


b) Psicópatas Inestables.- El psicópata inestable es inseguro y eso le hace sentir insuficiente. Tiene una capacidad de impresión aumentada y con imposibilidad de descarga. 4.- Psicópatas Complejos: atienden principalmente a los síntomas, son peligrosos por que llevan en si verdaderos abismos psíquicos. a) Psicópatas Histéricos: se caracterizan por una tendencia de espasmos y a las crisis afectivas, la histeria es una estructura de personalidad, la persona histérica es inestable llama la atención, se rodea de personas, es caprichosa, manipuladora y egoísta, utiliza a los demás, no siente culpa. b) Psicópatas Pendencieros, fanáticos, querellantes, paranoides. Psicópatas Pendencieros: Es un antisocial, amoral egoísta, envidiosa, con particular habilidad para la calumnia y la intriga. Psicópata Fanático: Es un anormal que se coloca en los extremos de los modos de conducta político o religioso. Lo que le caracteriza es el pensamiento de contenidos híper valorados, no acepta barreras para realizar sus misiones. Psicópata querellante: Se par5acterizan por el culto de la queja en sus más extremas y odiosas manifestaciones. Esta convencido de que tiene la razón en lo que expone o denuncia y espera que sus quejas sean el centro de atención. Psicópatas paranoides.- son personalidades comúnmente afectadas por el complejo de inferioridad, tienen una defensiva, desconfiada e hipertrófica, son orgullosos, por esta razón se aíslan de la sociedad. Psicópatas amorales: no tienen una noción exacta de la realidad que les rodea ni de los fines de la vida. Son vegetativos, víctima de permanente debilidad mental, carente de juicio moral y de noción de ética, carecen de súper yó. ANÁLISIS DE UN PSICÓPATA


Pedro Alonso López (Espinal, Tolima, Colombia, 8 de octubre de 1948), también conocido como el Monstruo de los Andes es un asesino en serie colombiano que tras su captura en 1980 confesó el asesinato de más de 300 niñas y jóvenes en Colombia, Ecuador y Perú. Se le da el crédito de la persona con más asesinatos de toda la historia.1 No se puede establecer con certeza el número de asesinatos ya que buena parte de los cuerpos no aparecieron y los actos violentos se llevaron a cabo en regiones aisladas, por ello se carece de cifras confiables. Sin embargo, en su confesión a los investigadores reconoció que había asesinado a, por lo menos, 110 muchachas en Ecuador, 100 en Colombia, y "muchas más de 100" en Perú. Y logró ubicar un campo en Ambato Ecuador donde se hallaron 53 cuerpos, y 4 más en otros lugares. Si bien en otros puntos señalados por él no se hallaron restos. Si se da crédito a su versión, Pedro Alonso López es de los asesinos en serie que más asesinatos ha cometido en la historia moderna. Su perfil psicológico encaja en el del psicópatas instintivos; Psicópatas sexual, Sadismo: Patología de erotización del dolor, impulso a mortificar o torturar a la pareja durante el acto sexual, el sádico es impotente por lo que busca causar dolor para llegar al orgasmo genital, puesto que gozaba haciendo sufrir a sus víctimas quienes gemelamente eran niñas asfixiándolas y violándolas, también encaja en la Psicopatía de la necrofilia puesto que le gustaba regresar al sitio donde dejó el cadáver para volver a tener sexo con el cuerpo inerte.

Psicopatología forense pdf  

CONCEPTO DE PSICÓPATA TIPOS DE PSICÓPATAS CONSECUENCIAS SOCIALES ANÁLISIS DE UN CASO

Psicopatología forense pdf  

CONCEPTO DE PSICÓPATA TIPOS DE PSICÓPATAS CONSECUENCIAS SOCIALES ANÁLISIS DE UN CASO

Advertisement