Page 76

Ex�eriencia en Mar��ecos

Para mí Marruecos fue una experiencia muy bonita porque hicimos una pista de fútbol y baloncesto para la gente de allí. Tenía muchas ganas de hacer cosas y picamos piedras, hicimos cemento y trabajamos mucho para conseguir hacer lo que habíamos ido a hacer. Otros días fueron de playa, montar en motos de agua, quads, conducir un coche, montar en camello. He de decir que allí los melones, sandías y naranjas son mejores que los de España. Toda una experiencia que duró 63 días. Ángel González

“Toda una experiencia que duró 63 días” Mar��ecos 2012 1 de Julio de 2012. Llegó el día. A las 12:00. Con todo empaquetado y las furgonetas cargadas nos pusimos rumbo al sur. Nos esperaba un largo viaje y una gran experiencia. Después de todo el día sobre ruedas llegamos a Algeciras donde pasamos la noche. Al día siguiente nos levantamos muy prontito ya que teníamos que coger el barco que nos llevaría a Tánger. Una vez en territorio marroquí fuimos a Agadir, donde vive Hassan, y pasamos la noche en su casa. A la mañana siguiente nos pusimos rumbo al Sáhara donde vimos varias “madrasas” y empezó la aventura de verdad. Una vez decidido nos instalamos, conocimos a la gente que conviviría con nosotros durante los dos próximos meses y sobre todo conocimos a los niños. Por las mañanas empezamos en el trabajo, con las canchas, el cemento, la compra, limpieza de habitaciones… A las 14.00 comíamos y después el estudio, que no nos librábamos de él ni en Marruecos. Por las tardes jugábamos con los niños, haciendo talleres… Ver cómo un balón sacaba una sonrisa a los pequeños era una sensación insensacionable. Sara Soriano Yo, vine a Santiago desde Valladolid, del centro de reforma Zambrana. Cuando llegué me dijeron que iba a ir durante el verano a Marruecos a un proyecto llamado “De infractores a misioneros”. El verano se me estaba echando encima porque mi cabeza solo pensaba: “¡bua, qué putada!, todo el verano fuera”. Me dije a mi mismo: “no pasa nada, seguro que lo pasas bien Santi”, y empecé a conocer gente y empecé a divertirme. Se me pasaron los dos meses volando. Eso sí, el próximo verano voy a aprovecharlo para ir a las fiestas de los pueblos, a ver todos los encierros de toros que pueda, que es mi afición favorita y para eso tengo que sacarme el carnet de conducir. Santiago Cortijo Ecos de Santiago 71

Ecos de Santiago  

Curso 2012/13 www.casaescuelasantiagouno.es

Advertisement