Page 1

26

PÚBLICO

SÁBADO, 27 DE AGOSTO DE 2011

A LA SOMBRA

WWW.PUBLICO.ES

DISPONIBLE La palmeta se puede encontrar por menos de un euro en internet.

DEMODÉ

POR ANTONIO GONZÁLEZ

LA PALMETA MATAMOSCAS

Un arma primaria pero efectiva 3

La palmeta matamoscas era al mundo de la sobremesa estival lo que el rifle con mira telescópica a las monterías. Por mucho que se hayan inventado mil artilugios químicos y eléctricos para combatir a tan molestos e inofensivos insectos de forma masiva e indiscriminada, ninguno de ellos alcanza la efectividad de una palmeta matamoscas en manos expertas.

VER ENTRE LÍNEAS

POR S. GRANADOS LÓPEZ

Las cuatro faldas de Ana Bronski ‘EL TAMBOR DE HOJALATA’ (1959), DE GÜNTER GRASS

«Mi abuela, en efecto, llevaba no una falda, sino cuatro, una encima de la otra. Y no es que llevara una falda y tres enaguas, no, sino que llevaba cuatro verdaderas faldas: una falda llevaba a la otra, pero ella llevaba las cuatro juntas conforme a un sistema que cada día las iba alternando por orden».

Oscar Matzerath decidió dejar de crecer en su tercer cumpleaños. Con la ayuda de su inseparable tambor de hojalata, va construyendo un relato en el que describe las conversaciones con su portero Bruno y las visitas que recibe en el sanatorio mental donde está recluido desde los 29 años.

e rc te ra

y

POR ANA REQUENA

Trabajando por lograr una consulta popular 3 César Huertas, sociólogo de 43 años, acudió a la manifestación del 15 de mayo con esperanza. Llevaba tiempo siguiendo el rastro de algunos movimientos, pero no fue hasta ese día cuando pensó que algo importante había comenzado. “Allí me di cuenta de que podía pasar algo, era la energía adecuada, aunque no podía ni imaginarme todo lo que iba a suceder después”, recuerda. Los motivos y los lemas de aquella manifestación eran las suyos: reivindicar una democracia “más real” y una política más pendiente de la ciudadanía y menos de los mercados. “Los políticos deberían poner coto a los mercados y a los lobbys y no ser víctimas de ellos”, resume. Para César, el 15-M ya ha conseguido algo fundamental: fortalecer a la sociedad civil, algo que cree imprescindible para una democracia de calidad. “De esto tiene que salir una forma diferente de gobernar y de hacer política que tenga más en cuenta el tejido social. Además, debería servir para crear más canales de interlocución entre el Estado y la sociedad”, afirma. El futuro le parece incierto, si bien está convencido de que si el movimiento se consolida acabará por converger con otros actores sociales para ganar fuerza, aunque rechaza que se convierta en un partido. Este sociólogo está ahora involucrado en la organización de un referéndum popular el próximo 15 de octubre con el que buscan un consenso masivo sobre varios puntos, como la reforma de la Ley Electoral. D ÁNGEL NAVARRETE

d fal

ica

a, y

bl

la te de ayer rcera

r

u e st r a ,

n ».

o colo

bie

ism

ba

su m

lm

n te

re

me

po

da

«La que ay er qu ed a ra a rri ba ,v quedaba h en oy ju ía nto al ap ie es decir, l. nin gu na ;p o pat at a. Es de s

y

te debajo; la que ayer amen fuer t a i d a se me n gu i y nd o ae rh p e a g b a a d a d a e ra u a q l d c ue e l e r ho r po ye qu a e a xh ue q i bí a ah ld fa d e m i a b u e l a o pt o s a a d a l L ba fa n s a to l da ue s rq e st color ee u q le er n q o ue up

Günter Grass describe, a través de Óscar, la realidad campesina del periodo nazi durante los años 30 y 40 del siglo XX. Alterna la narración del presente, fijado en el año 1954, con vivencias pasadas y recuerdos familiares que relata con una fina ironía presente en toda la novela.

RETRATOS DEL 15-M

MADRID César Huertas > SOCIÓLOGO > 43 AÑOS ¿QUÉ LEMA GUARDARÍA DEL 15-M? “Querida democracia, te siento como ausente”. 3 ¿QUÉ BORRARÍA DEL 15-M? Los egos y la sospecha, tanto entre nosotros como hacia nosotros.

Las cuatro faldas de Ana Bronsky  

Las cuatro faldas de Ana Bronsky, de 'El tambor de hojalata' (Gunter Grass)